You are on page 1of 28

I.

Los príncipes guerreros. ―En el continente de la Atlántida hay una región que se
llama Lúgube; ahí, durante la mayor parte del año, el día es oscuro, pues el sol es tapado continuamente por el humo proveniente de la Entrada al Hades. Es una región tenebrosa, de tierra cubierta de hollín y gente pálida, que viste siempre enormes sombreros grises. La ciudad más grande es Brawwr, donde sirven un exquisito plato hecho de murciélagos; destino obligado para quien quiera cruzar desde el fértil valle oriental, al Occidente del Continente.

―Madre papá, mira, ¡esas personas llevan como gorros, unos cascos negros! El pequeño, con su voz inocente, iba gritando esto mientras entraba en la hospedería de su familia. Asustados, la gente que ahí se encontraba se dirigió inmediatamente a su habitación. La madre del pequeño niño sacó un pequeño cuchillo y dirigió la mirada a la puerta, por donde iban pasando unos soldados de tapa hombros (1) negros y cascos del mismo color, armados con espadas, escudos y otras armas. Son soldados. ―¡Por favor váyanse de aquí, asesinos! La señora, con determinación, le dirigió esas palabras a la gente que había entrado recién, quienes, al oír esto, se pusieron a reír escandalosamente. La gente de afuera asomaba curiosa la cabeza para observar lo que ocurría dentro de la hospedería. De entre los soldados, se colocaron al frente dos personas: un hombre y una mujer. ―¿Por qué deberíamos hacerlo? ¿Así es como tratan a los viajeros aquí en Harre? Despreocúpese, no le robaremos y pagaremos lo que corresponda, ¿vale? La mujer-soldado le habló tranquilamente a la dueña de la hospedería, mientras, esta última, observaba atónita la banda que llevaba cruzada en el pecho: negra con tres líneas blancas. No había duda, eran parte de la realeza. ¡Pero también el hombre que se encontraba a su lado! De seguro eran hermanos, pensó la dueña.

En la Atlántida, el tapa hombros es la prenda formal por excelencia. Consiste en un trozo de tela de la mejor calidad, de diseños y colores variados, que tapa, desde arriba, los hombros y el pecho hasta el corazón. Esta prenda debe calentar el pecho, para que así, la persona que lo use, tenga un cálido y bondadoso corazón.

1

―No lo creo. Primero quiero saber qué hacen en mi hospedería un par de príncipes de Desparta. ―Así que nos conoces. Vaya problema. Creo que me estoy volviendo muy famoso ―Responde el príncipe. ―Vamos, díganme qué es lo que desean de mí. La dueña de la hospedería, cada vez más preocupada, esconde detrás de sí el cuchillo que llevaba en la mano. La princesa, dándose cuenta, se le acerca enseñándole las manos desnudas. La dueña retrocede. ―¿Ves? No te haremos daño. Sólo queremos hospedaje para mí y mis hombres, por dos noches, nada más. ―Pero… ¿Unos príncipes en mi hospedería? … ―Es sólo suerte. Todas las demás hospederías cerraban apenas nos veían. ―Está bien, por mí no hay problema. ¿Cuántos son? ―¡Trece personas y dos caballos! El príncipe indicaba, entusiasta, a los ancianos que observaban, desde la puerta, a los recién llegados. Cuando se dio cuenta de su error, simplemente sacó la lengua y se rió despacio. ―¡Jaja! Los caballos están afuera, anciana. Error mío. Me llamo Mario, mi hermana es Lira, y los demás … Mmmm… Bueno, puede llamarlos soldados de Desparta. ―¡¿Anciana?! ¿Es una broma? Bueno, olvidémoslo. Me llamo Wajista y soy la dueña de esta hospedería. Wajista es una mujer que representa bastante edad. Con un cuerpo un poco ancho, parece una mujer bastante obesa comparada con la princesa Lira. Ésta tiene un cuerpo delgado y firme, bastante atractivo. Quizás, lo que más resalta a simple vista es su blanca cabellera suelta, su piel excesivamente clara y los ojos grises. Una pequeña mancha rojiza en sus cachetes le da una apariencia encantadora. ―¡Muy bien! ¡A descansar! Después de repartir las habitaciones, descargar todo el equipaje y almorzar, Mario se estira sobre la dura cama. Es un cuarto oscuro, alumbrado sólo por una pequeña lámpara. De pronto, siente bastante ruido.

mira como el nivel del caudal va subiendo poco a poco. el otoño está comenzando. avisa que no se detendrá pronto. Y la lluvia. ―¡¿Estás bromeando?! ¡¿Es que no ves como el canal está incrementando tan rápido su caudal?! ―Pues si lo veo… pero creo que la razón es otra. La dueña de la hospedería sale corriendo junto a su hijo pequeño y Mario los sigue. Cuando llega al dique se horroriza al ver que tiene un gran agujero que chorrea bastante agua. es evidente que algo ocurre allá. en dirección norte. algo cae sobre sus cabezas ¿Lluvia? Si. Mario. sino que parecía que dentro de poco se destruiría por completo. con el objetivo de reforzarlo. Asustados. aunque esto parece no tener efectividad. ―¡Idiota! ¡Es lo mismo! ¡Nos ha engañado. ―¡¿Qué acaso no estaba terminado?! ―¡Ese bastardo. Y no sólo eso. Por el medio de la aldea pasa un pequeño canal hecho artificialmente. Como toda la gente se dirige apresuradamente canal arriba. y puedo decir con toda seguridad. ―¡¿Cuál?! ―Pues… El dique quedó mal construido. nos ha engañado! ―¡Hey! Yo fui a verlo ayer. . que estaba terminado. ―¿Qué haremos? ―¡Hey.―¿Acerca de qué grita la gente de esta aldea? Se levanta para saber qué ocurre afuera. los recién llegados! ¡Vengan. al escuchar esto se asusta. cayendo cada vez más fuerte. ha dicho que era un constructor de diques experto! ―Ese maldito Hajio. ustedes. Afuera. los aldeanos sólo atinan a clavar todos los maderos que encuentran al dique. necesitamos brazos! ―¿Puedo saber cómo ocurrió esto? ―Pregunta Lira a los aldeanos. Dentro de unas horas estará completamente desbordado e inundará la aldea.

se levanta. un roca lo suficientemente grande como para que quede atorada entre las dos montañas. se me ocurre una forma rápida de solucionar esto. gigantesca. ¿cómo logramos hacer caer una piedra así de grande? ¡Es imposible! . ―Entonces es verdad que eres un desastre… Si fueras bueno construyendo estas cosas. ¿cómo ocurrió eso? Todos miran a un hombre que está sentado tranquilamente sobre un trozo de madera. bajo la lluvia. en esta época… ―¡No! El agujero en el dique. habría soportado ese golpe sin problemas. Todos lo miran con desdén. un sonido alerta a todos: unas rocas cayendo. ―¡Repite eso forastero! De pronto. ―¡Vaya! Debes ser un fracaso como constructor. golpean contra la pared de madera. El hombre señala con su dedo hacia el norte. ―¡¿Y tú qué sabes?! ―Enfadado.―¿La lluvia? Pues verás. El canal pasa por entremedio de dos montañas. comiendo unos bocadillos. Haber cuéntanos de qué se trata tu idea. bastante empinadas y que sirven como piscinas que contienen el agua acumulada por el dique. La del este es la más alta. llevándose las manos a la cabeza―. y una de esas. ―Sólo hay que hacer caer desde la montaña más grande. arrastradas por la fuerte lluvia. ―Mira como ha quedado con tan sólo un poco de lluvia. cayó y destruyó parte de mi dique. no es cierto? ―¡Es Hajio! ―Responde el hombre lanzando lejos lo que llevaba en la boca. ―¡Semejante tontería! ―reprocha el constructor. siempre creyendo que pueden hacerlo todo. y asciende al cielo casi en forma vertical. ―¡Ah! ―exclama Mario― ¡Tú debes ser el que estaba construyendo este dique! ¿Eres ají. ―Forasteros ―Le responde Hajio―. Parece que en cualquier momento se quebrará. ―Un momento ―La voz de Lira suena grave―. impidiendo el paso del agua. solo. pero el hombre simplemente se voltea y sigue comiendo. Hajio. ―La lluvia arrastra tierra y rocas desde la montaña.

cierto? ―Extranjero. ¿Qué hacer? ¿Ir a encararlos? ―¡Vayan todos! ―Grita Hajio― ¡Luchen contra esos ladrones! Sólo nos queda confiar en ese forastero para salvarnos de la naturaleza. yo creo que lo que deseas. desde la perspectiva de unos ladrones. pero claro. el dique finalmente se romperá y. Hajio ―Le responde Lira―. ―Sí. ¡no podemos dejar que nuestra aldea sucumba por unos sucios criminales! ¡Demuestren que la gente de esta aldea sí tiene agallas! ―No te preocupes. ―¡Ladrones! ¡Llega una banda de ladrones! El grito asustado de un aldeano que llegaba corriendo. nosotros los despartanos lucharemos también. asustó a todos los allí presentes. ―¡Claro! Siempre nos han dicho eso… . ¿No hay otra alternativa. del agua. ten cuidado. por la cantidad de agua que tiene retenida. ―¡Pero si no lo hacemos. ―Malditos extranjeros… es como si anunciaran tragedias. ¿Ladrones? ¿Cuántos serán? Ver una aldea vacía es como encontrar un cofre de joyas sin dueño. es destruir la aldea. Mario comienza a subir velozmente la montaña. Pero cada vez éste tiene más agujeros.Además. arrasará con todas las casas inmediatamente! ¿Qué otra alternativa nos queda? ―Yo iré ―Interrumpe Mario―. Lira y los demás continúan por mientras con la dura faena de reforzar el dique. ¿es que quieres hacer que nunca más pase el agua por aquí? Vaya estupidez.

Harre): “Un buen baño en agua caliente es casi tan relajante como el descanso eterno.La sonrisa de Lira se contrapone inmediatamente a la expresión fría y seria que mostró al ponerse su casco. ―¡A la carga! Iternio-Este (Dios de las aguas termales.” .

en el este. Es una ciudad-hospedería donde ya no llegan visitantes. ―¿Qué deseáis. Entre el desierto y la cordillera está ubicada una aldea que antiguamente fue una gran ciudad. Mírense. a encarar al grupo de ladrones que se acercaban corriendo a la aldea. al que al parecer todos los demás respetan. ―Ustedes. extranjeros! Esta es nuestra batalla. ¡Atacan los bandidos! ―La región Lúgube está limitada. La lluvia deja de caer sobre los aldeanos que van corriendo. por el océano. por una pequeña cordillera y al sur. ―¡No se entrometan. esto ya no es una ciudad. y debe su nombre a que se seca al llegar al desierto. es sólo un pueblo de hombres débiles y arrugados. riéndose fuertemente. ladrones. por el río Frontera sur. en su parte norte. al oeste. de Lira. lograron llamar la atención de los ladrones que se agruparon en torno al –cada vez más grandecanal. Es irrigada por un pequeño canal fantasma que surge en el norte.II. ―¡Hey! ¡Quietos ahí! Lira y los demás despartanos. al frente de todo el grupo. ―dice Lira―. se burla. Son más de trescientos. quizás quinientos hombres de a pié armados con hachas y picas. ¡Y no dejaré que saqueen a placer nuestra ciudad! ―Anciano Uriet. bella alcaldesa? El que parece ser el líder de los bandidos. Ahora. ¡Ja ja ja! ―Así es. ¡quién se pone al frente de ustedes es un anciano y una mujer muy débil! Harre ya no es lo que era. ¡No se atrevan a reírse de nosotros. llamada Harre. entre las montañas. por el desierto del Bariao. prepárense. ―¡¿Qué?! ―¡Ja ja ja! ¡Así que en esto se ha convertido la antigua ciudad de Harre! ―¿Qué quieres decir? ―Pregunta el aldeano más anciano. . me llamo Uriet. inmenso campo de dunas arenosas. ―¡Oh! Así que en realidad el alcalde es un anciano. ―Despartanos. con unas pocas herramientas en las manos o simplemente con una piedra que recogieron en el camino.

―Uriet. todos nosotros tenemos hijos y esposas que alimentar. no ganarán nada de dinero de nosotros (no tenemos). Princesa nieve. ―¡Oh! ¿Así lo crees? . ―Lira. ¡También arriesgamos nuestras vidas. cuando los oasis no son capaces de proveerles alimentos a todos. un robo? ―… ―Dicen que es porque arriesgan sus vidas. Sabes. ―¡Princesa nieve! ¡Princesa! ¡Maldita seas por el hecho de ser de la realeza! Parece que el sufrimiento de la gente no te conmueve en absoluto. no es por dinero. Los bandidos susurran entre ellos. pero aún con un poco de miedo. Dejen de interferir en nuestros asuntos. del desierto! Ya he visto a mucha gente morir de hambre. enfurecidos por lo que acaban de escuchar. ―¡Venimos del sur. pero.Uriet se coloca por delante de Lira. no quieren que los extranjeros peleen por ellos. los demás habitantes de Harre ―casi todos ancianos―. en los pocos oasis que aún quedan. ―¡¿D-Despartanos d-dicen? ¿No serás tú la princesa nieve? ―Exactamente. querido. Y esa mujer: piel tan clara como una montaña nevada. Los aldeanos se enfurecen. es por nuestro honor. se vayan inmediatamente de aquí. que sólo por el pecado de tener hambre y querer alimentarnos nos llaman ladrones. cabellera blanquísima y suelta. tranquilo. no se nos perdonará nunca eso. comienzan a avanzar provocativamente. Hay un silencio entre los bandidos. o como desees que te llamemos. ¿qué hay de la gente que debe arriesgarse para poder vivir un día más? A nosotros. ¡Los mercenarios despartanos no toleran que nadie robe! ―¡Mira quién habla de robar! ―Le responde el líder de los bandidos― ¿Cuánto cobran por cada persona que asesinan? ¿No es pedir dinero por eso. Así que les sugiero que. ya les parecían conocidos esos cascos negros tan llamativos. si quieren salir con vida. Y he visto a clanes enteros luchando. pero con un propósito! ―Esta conversación no nos lleva a ningún lugar. por conservar el derecho de vivir allí… ―Me imagino que tu clan perdió esa lucha.

por lo que apura su ascenso hacia la cima. No quiero. según yo recuerdo. ―¡Maldito bicho raro! Me lo dirás igual. quieras o no. te lo diré… ―No te mataré. ―Por último. ―Ya veo. las ardillas no tienen la cola de esa forma. soportando los chirridos que ésta emitía. No. y cuando lo hace. . frágil animalillo raro. ―No. No. Pero. ¿Quieres probar el sabor de la muerte? ―Maldita… ¡Ah! ¡Ataquen. ―¡Maldición! ―Tampoco recuerdo que sean de color azul. Tarda un par de minutos más en llegar a la cima. Voy a tener que llevarte conmigo. entrenada para asesinar. destrozen a esos malditos despartanos. ―¡Hey! ¿Qué harás? ¡No me mates! Está bien. creí que mi disfraz era perfecto. suelta al pequeño animal y coge su arma. tengo otras cosas que hacer.―Te llaman fría serpiente con razón. Parece que ver morir pueblos no te importa en lo más mínimo. Una criatura extraña llama su atención. Mario lo mira desde lo alto y sabe que no durará mucho. De pronto se detiene en una saliente. ―¿Qué eres tú? ―Dice. ―Soy una mercenaria. rebalsando de a poco el dique. ―Soy una ardilla. ―Creo que no puedo perder más tiempo contigo. ―¿En serio? Maldición. las ardillas no hablan. ya me dirás por qué puedes hablar luego. ―… ―¿Qué eres tú? ―¡Va! No te diré. ―¡Ah! No… Mario coge a la extraña criatura de la cola y prosigue con su ascenso. que continúa desarmándose. La lluvia se detiene por momentos.

no queda tiempo. La montaña. ―¡Montaña… muere! ¡Aaaahhhhhhh! Dando gritos enfurecidos. Mario continúa golpeando la montaña por el medio. mira desde lo alto hacia el pueblo: el canal se está desbordando. Mario. hacen que parezca un joven débil y enfermizo. Cierra los ojos y le propina un fuerte golpe a la montaña. hace? . debe ser una persona increíble. la piel clara y el cabello oscuro. Reúne toda su fuerza y la concentra en un solo impacto que hace temblar toda la cima de la montaña. la ha recortado. Todo eso combinado con su ropa ajustada. desde que nace. ¿estás luchando contra la naturaleza y piensas ganar? ―¡¿Y qué si deseo hacerlo?! ¡Qué tiene de malo querer vencer a la naturaleza! ¿Acaso no es lo que la gente. Mario golpea con una fuerza descomunal la cima y. Físicamente tiene los brazos y las piernas delgadas.―¡Va! Entonces no hablaré más. corto por un lado y largo por el otro. de a poco. formando una piedra lo suficientemente grande ―supone él― para que sirva como dique. luego. El animalillo sigue atentamente a Mario. Mario levanta su arma: un gran mazo que tiene forma de caparazón de tortuga. de a poco. Pero… ―¡¿Qué?! ¡¿Por qué no cae?! ―Idiota humano. Con este golpe debería bastar. Impresionante. no aparenta ser tan fuerte. con mucha fuerza y dando gritos desgarradores que asustaron a la pequeña ardilla. ―Mierda. ese extraño que acaba de conocer. observa el dique. Y cuando ya está casi listo. ―¡Ya falta poco! “Vaya que fuerza” Pensaba el animalillo. de éste. ―¡Pero qué haces! ―¿No dijiste que no hablarías más? ―… ―Cállate entonces y observa. se va partiendo por la mitad desde el pico. ya poco queda.

mezclándose con los restos de la lluvia? ¿o es el no querer atacar a un enemigo rodeado y numéricamente inferior? ―Claro que no me rendiré. La velocidad de esa mujer para llegar al líder de los bandidos es sorprendente. ¿son esas gotas de sudor que recorren su cara. ¿es ese Dios muy poderoso? ¿Cómo se llama? ¿De qué ciudad es? ¿Tiene a mucha gente que lo adora? ¡¿Por qué no habría de ser capaz un hombre de derrotarlo?! ―Humano idiota.―Pero un solo hombre no puede con esto. Se coloca detrás de él. proviniendo de las palabras que el líder de los bandidos. ―Vaya que táctica más propia de ladrones como ustedes ―Increpa Lira. Dices que es el Dios de las montañas el que se opone a mí. Luego siente un . junto a los demás mercenarios despartanos. con una cara horriblemente hambrienta y una rabia ciega. para enfrentarse a los bandidos que. y menos aún frente a ladrones. se prepara. con un pedazo de ésta. el recorrido del agua. ¿y crees que el Dios de las montañas te dejará hacerlo? ―Ya veo. rodean a sus enemigos. unos gritos apenas perceptibles llegan hasta Lira. con sus pies cubiertos de agua. Lira puede sentir el miedo. Los despartanos nunca nos rendimos. En ese caso. pronuncia. Mira: Mi lanza-serpiente está sedienta de sangre. dicen algunos… ―Deja de llamarnos así. y le atraviesa la espalda con su lanza. ―¡Ja! Entre ladrones se entienden. Ya has colmado mi paciencia. quién. y por eso no puedo derribar la montaña. Temor. prepárate a morir. ¡sólo necesito seguir intentándolo! Desde lo alto de la montaña. ―¡Calla! Y ríndete. ―Ya veo. Estás intentando romper la montaña para detener. Entonces.

creo que se te ha acabado el tiempo―Le dice el animalillo. insecto?! ¡Ah! Jraie-Este (Dios de las montañas. arrasando con todo a su paso. “Maldición. una que lleve mi nombre.fuerte ruido y mira hacia el norte: Una ola viene rápidamente desde el canal.” . ese idiota de Mario”. ―Humano. Brawwr): “Tengo deseos de crear una nueva cordillera. ―¡¿Puedes callarte de una vez por todas.

quedan atónitos al ver con sus ojos el pueblo: completamente inundado hasta las rodillas de una persona adulta. es un lugar tenebroso. maderas. ―¿Pero qué dices? ―Responde Mario ―Así es. La Entrada al Hades. es la naturaleza. ¿estás vivo aún? ―¿Pero quién crees que soy?. ―¡Madre papa! ¡Qué ocurre! El pequeño. corren por la tierra inundada buscando a los ancianos que están bajo el agua y los acuestan en un lugar más alto. El poder de la naturaleza. Tal parece que hay varios heridos. y dando un aspecto terrible. lo lograste justo a tiempo. es el poder de la naturaleza hijo mío. me presento. donde nada puede sobrevivir. la señora Wajista. Lira y los demás despartanos. formando unas extrañas torres delgadísimas de tierra quemada. que se había escondido dentro de una casa junto a su madre. se enfría rápidamente. pero que no tienen la forma de uno. ―¡Oh! Bandido. Se dice que por ahí es por donde ingresa a nuestro mundo HadesEste.III. desde cualquier grieta que tenga la tierra. !¿qué es lo que pasó?! ―Éste. Asimismo. Es como un gigantesco volcán. la lava que continuamente sale volando como ave. ―Creo que el gran enemigo de las personas. … ―Humano. ―Madre papá. esta pequeña ola y la herida poco profunda que me hiciste. me llamo Yniel-Este. la civilización constantemente lucha contra los desastres y las demás fuerzas de la naturaleza para poder crecer. el Dios del inframundo. ―Dice Wajista a su pequeño. besándole sus ojos humedecidos. ¡Anda! Hay otras personas de las que preocuparse. en la región del Lúgube. animales y otras muchas cosas flotando sobre el agua. Tienes mis respetos. desde que nacen hasta que mueren. son como un resfrío para mí. . con frutas. En vez de eso. mientras la gente se mueve de un lado a otro buscando a sobrevivientes. pudiste hacer algo imposible.

lo agarra del cuello sin apretarlo fuertemente. soltándolo bruscamente― ¡aahhh! … exactamente. Las otras dos formas que podemos tener. ―Interesante. ¿de qué eres Dios? ―Pues… ―¿Pues? . y la de un animal. ¿Sabías que los dioses tenemos tres formas? La primera y más común es cuando adoptamos nuestra forma de dioses. ―¡No me tomes el pelo. con esto bastará: Mi padre es Raphael. ―Bueno. destruyéndolo todo! ¡NO TE DAS CUENTA DE QUE ESO INTENTABA EVITAR! ―N-no tienes que s-ser tan d-duro contigo mismo… h-hiciste mu-ucho para sser sólo un m-ortal… ―¿Mortal dices? ¿Yniel te llamas? ¡¿Y por qué “Este”?! (“Este” es Dios en lengua Atlántida). el Dios del futuro. es la de un humano. ¡Cómo quieres que crea eso! Pruébamelo.Este. ―As-sí como lo d-dices… ―Mario deja caer al animal. Y bien. pruébame que eres un Dios! ―Está bien. ―¡Cómo es eso de que lo logré justo a tiempo! ¡No te das cuenta que el dique alcanzó a romperse y toda esa agua contenida bajó al pueblo en forma de ola. ¿te atreviste a golpear a un Dios? ―¿Tú un Dios? ¿Una ardilla azul de cola extraña? ―… ―Ya veo. pero somos invisibles a los ojos de los humanos. Transfórmate en humano. soy un Dios.Mario. que es único para cada Dios. molesto con la ardilla. mientras hace sonar sus dientes de rabia. Mira. ―¡Está bien! […] ¿Cómo me veo? ―¿Eso es un humano? ¿Por qué sigues siendo azul? ¿Por qué no tienes boca? ¡¿Por qué no te quitas esa extraña cola?! ―¿Qué? ¿No tienen cola? ―¡Claro que no! ¿Me la ves por algún lado? Idiota.

Eso es genial. Enterró mi lanza firmemente en el piso. ―Las ardillas no son azules. Pueden irse en cualquier momento. ―¿Y nosotros los despartanos? ―También. ―¿Qué? Todas las personas que no sean de este pueblo son enemigos. ―Así es. entre ellos. . creo que ya hemos rescatado a todos los que la corriente se llevó. Agradecemos mucho su ayuda. otra vez me pillaron. ―¡Oh! ¿Qué es este animal tan extraño? ―Soy una ardilla―Dice Yniel. ―¡Claro que no nos iremos. ―Ya veo. Uriet. Sólo creo que verdaderamente no es nuestro enemigo. Sólo sé que traigo mala fortuna a la gente que está cerca de mío. ―Le dice María― Por cierto. Fueron muchísimos los que han muerto. pudimos resistir el golpe. ―Él… él ayudó a salvarme. ―¿Estás loco? ―¡Ja jua jin! ¡Casi! Mario e Yniel bajan de la montaña para ayudan a separar los escombros y a buscar las cosas que se pueden salvar. ―¿Y por eso están sanándole la herida y dándole alimentos? ―No. pero no la necesitamos. me gusta este lugar! ―Dice Mario. y afirmándonos en ella. Pero salió muy dañado. ―¡Inútil! ―Lira se acerca a golpearlo con cariño en la cabeza― ¡Casi haces que nos maten a todos. ―Lo siento. e incluso Hajio.―No lo sé aún. ―Demonios. ―Parece que está oscureciendo―Dice el más anciano. ―¿Y el líder? Estabas hablando con él después que la ola pasó. casi todos los bandidos.

―Lira muestra una piedra con forma de triángulo. pero cuando lo hace. ―¿Qué le han hecho? ―Es el poder de la “Talanina”. ―Parece ser que sí era un Dios. la verdad es que hace mucho tuvimos uno. La luz roja se enciende cuando hay un Dios cerca. ―¡Ja jua jin! ¡Así es! ―Dice Mario. Se llama Yniel. hay una luz brillante de color rojo. Cuando alcanza su máximo brillo. ―… ¡Ah! Me rindo. buscando algo. Mario. mientras sus ojos miran asombrados la piedra. ―Así es: La piedra triangular apócrifa. empieza a brillar una luz verde. ―¿Un dios? ―Exclama Uriet― En este pueblo no habita ningún Dios.―Y tampoco hablan. ―¿Qué le ha sucedido? ―Uriet no deja de asombrarse y preocuparse. ―¡¿Qué?! ¡¿Los Dioses mueren?! ―Mario se asombra. ―Bueno. activa su segundo poder: los debilita. Deberíamos probar si es cierto. . ¡Oh! Ya lo encontré. ―No seas estúpido. Yniel se desploma. De a poco. ―E-Eso es… ―La voz del viejo Uriet demuestra miedo. Pero está muerto. Mario y Lira sonríen macabramente al anciano. él dice que es un Dios. ―Hermana. ―Vaya piedra más diabólica. de otra punta de la piedra. ―¿De verdad? ¿Nunca han tenido un Dios protector? ―Lira juguetea en su bolso. La luz verde tarda un poco más en encenderse. todas las cosas que viven tienen que morir en algún momento. tiene el poder de detectar dioses. ¿No es hermosa? ―¡Ustedes! ¡Qué hacen con eso! ―Somos despartanos después de todo. Más conocida como “Talanina”. Es decir. En una punta.

las sequías. Mejor iré a llevarlo con los demás heridos. Ahora es más pequeña. escuchen el mensaje que este moribundo tiene que darle al mundo: la naturaleza no es la culpable de todo esto. pero son pequeñas y están lejos de ser una amenaza. ―Los Dioses. vale. ya te entiendo. Las personas debemos luchar contra el hambre. bandido? ― Dice Lira. Las dificultades que la naturaleza nos pone para vivir. ―¿Todavía con eso. ―Vale. Mientras caminan. por estar más alto. las enfermedades y las dificultades. De sus lados. “¿es este el poder de la naturaleza?” se pregunta Mario. reir. llorar y construir nuestros sueños y el futuro de nuestra gente. los terremotos y nevazones. algunas rocas se desprenden. llena de objetos flotando y muchas casas semi destruidas. y por eso destruye lo que nosotros construimos. La naturaleza es así. en este pueblo hay muy poca gente joven. Desafortunadamente también nos trae la muerte. ―Despartanos. Harre es una ciudad muy conocida por su antigua prosperidad y vitalidad. ―El enemigo de los hombres no es otro hombre. ―No hace falta. desde hace muchos siglos. les enseñamos a nuestros hijos lo que acabo de decirles. Cuando llegan a la improvisada enfermería ―una casa que.―Huuh. Susurra: ―El enemigo de las personas y las civilizaciones son las fuerzas de la naturaleza. el líder de los bandidos está despierto. ―¿Entonces? ¿Quiénes son los culpables de todas las tragedias? ―Pregunta Mario. serio. ¿No es acaso el trabajo de los Dioses protegernos de ella? Oh. y así es como debe ser. podemos crecer. Algo malo debe haber ocurrido. Está bien. El líder de los bandidos apunta hacia el techo. Una aldea destruida. nos obligan a que nos unamos. En verdad. nosotros lo haremos. a ella no le agrada la humanidad. ¿Y la aldea? Completamente inundada. Gracias a ella vivimos. miran hacia la montaña. junto con las tragedias que los . Ella es así. “Quizás. no fue inundada―. En una cama. es cierto. De los puentes ya nada queda. pues le falta un gran pedazo en la punta. En mi clan. su dios protector ha muerto”. ven la cantidad de heridos que hay: casi todos ancianos. no puede ser de otra forma.

―Muy bien. los hombres no tendríamos que seguir luchando entre nosotros. ¡Yo. y esperan a que los hombres les regalen ofrendas para ayudarnos. tubo muchos hijos a los que les dio el control sobre algunas partes de la naturaleza. entonces. sufría como nadie cuando alguien moría.hombres provocan: si el hambre no existiera. ―¿Necesitaba una esposa? ―Lira golpea a Mario. El Dios que podía controlar a la naturaleza. haremos realidad ese mundo! ―¡¿Qué?! Uriet no puede creer lo que el despartano acaba de decir. llamado A-Este. Pero. decidió que él también tendría hijos. Año tras año. pues debe ser sólo una broma. El mundo. ―¡Me agrada esa idea. El problema es que. Pero. como debe ser. hombre del desierto. Él. sería un lugar agradable para vivir y. Es decir. debía darles la suya propia. . sólo existía un Dios. ¿por qué la culpa de todo es de los Dioses? ―Los ancianos de mi clan siempre me contaban esta historia cuando pequeño: Hace mucho tiempo atrás. no era capaz de proteger a las personas de todos los peligros que destruían sus casas y sus vidas. Murió. menos aún guerras por los alimentos. entonces. para darles vida a sus hijos. como ocurre en las ciudades del Desierto del Bariao. junto con una parte de su poder. esos hijos ingratos han olvidado el propósito por el que nacieron. A-Este se la pasaba llorando por toda la gente que moría y él no era capaz de protegerlos. Por esto. De pronto. al poco tiempo se enamoró de esas personas y disfrutaba mucho cuando una nueva nacía. Sólo había un problema. Y. Mario. para proteger a las personas. ¡El enemigo de todos es un Dios flojo y despreocupado! Estoy seguro de que las personas deben luchar contra sus caprichos y hacer que trabajen para nosotros. a pesar de ser un Dios inmortal. y al momento de morir le encomendó una tarea a cada uno. Se ríe. un día se le ocurrió una gran idea. Ya que siempre había envidiado a los hombres porque ellos podían ser padres. hombre-sin-nombre! ―Dice Mario ―Llámame solamente “hombre del desierto”. junto a mi hermana Lira y ese Dios bebé que está ahí inconsciente. como todos. ―No. cuando las primeras personas aparecieron en la Atlántida. y con el poder para dominar a la naturaleza. tampoco habrían ladrones. Así es nuestro mundo ―Responde el anciano Uriet―. ―Tienes toda la razón. al contrario. dos ancianos entran corriendo. hijo de Lórnidas.

¿O mejor de las buenas noches?” Continuará .―Señor. sin ciudad): “¡Hoy seré el dios de los buenos días! Mmm. ―Unos hombres extraños entraron en el pueblo. ―Eso no es un problema. se está partiendo por la mitad! Yniel-Este (Dios bebé. ―¿Qué ocurre? ―Pregunta Uriet. Esto sí: ¡la montaña que el despartano rompió. tenemos un problema ―Dice uno. ―¡Cállate! Son dos problemas ―Dice el otro.

les presentamos a continuación un resumen. Estos son comparables a nuestros festivales de año nuevo. Pero los principales son: “la fiesta del inicio de la primavera” y “la llegada del frío otoño”. al dividir el cielo divide. El espacio. o dicho de otro modo menos poético. arriba del trópico de Cáncer. como lo son medir el espacio según pasos. es como un triángulo dividido en tres partes.” En todos estos casos encontramos la recurrente idea de que cuando relatan algo. aproximadamente y con bastantes modificaciones. claro está!). y nunca “antes de”. El segundo normalmente se divide según las comidas: madrugada o “tiempo para despertarse” al que va entre. doce años después del último eclipse. viene la tarde o “tiempo para el sol”. incompleto aún. “Constelación de flecha”. las 7AM y 12PM. De ahí que sea una frase usual decir “no hay dos años iguales”. Usualmente se ocupan dinastías de reyes o grandes sucesos del pasado para contar los años que han pasado desde que algo sucedió. Noción de tiempo. llamada “Kapite” (mismo nombre con el que se conoce al Dios del norte). Con respecto a los grandes períodos de tiempo. que va entre las 12PM y las 6PM.Mentalidad: Nadie puede suponer que algún habitante de la Atlántida pensará igual que nosotros. “Helios”. el sol pareciera siempre estar más al sur que el observante. con el fin de que sus actitudes no les parezcan a veces demasiado irracionales. y muere en las tardes. Finalmente tenemos al tiempo que va entre la cena o “segunda comida” y el momento en el que comienza el suelo. y “el tiempo para hacerlos realidad”. Noción de Espacio. Como la Atlántida está ubicada en el hemisferio norte. la mayoría de carácter religioso. visto desde el punto de vista bi-dimensional (como se ve el mundo en los mapas). El tiempo. de las ideas que guían el pensamiento de la gente de la Atlántida (¡con la sola excepción de los protagonistas. Es por esto que. Un ejemplo sería “nací el vigésimo año del reinado de Arabistra. Al día igualmente se le suele dividir en dos: “el tiempo de los sueños”. Estos tienen un carácter muy variado dependiendo de las regiones. Eso es un error bastante frecuente. Aparte. De ahí que algunas unidades de medidas que se ocupen lleven nombres como “estrellas”. o incluso. pero grave. como en todas partes. al mismo tiempo. El primero se llama “año cálido” y el otro “año frío”. tienen otras unidades más comunes. brazos. “el tiempo para dormir” y “el tiempo para trabajar”. ya sea verano o invierno. Luego del almuerzo o “primera comida”. y corresponde entre las 6PM y las 11PM. se mide en función de los grandes sucesos que ocurren durante el año. generalmente el relato se vuelve difuso y bastante complicado de entender. El mapa quedaría así: . la tierra. unidas en un punto que se ubica al centro del mapa y que corresponde al punto en el que se encuentra el observante. por lo que un año Atlántida sería la mitad de uno nuestro. Las otras dos puntas corresponden a los puntos en que nace el sol en las mañanas. este ocurrió “después de tal cosa”. El espacio celeste. varillas. La punta de arriba del triángulo está ubicada en la dirección que indica la estrella del norte. llamado “tiempo para descansar” o noche. El año es el tiempo que transcurre entre una de estas fiestas a la otra.

permiten que ellos tengan preferencia por sobre sus mismas personas. Las personas mayores de 35 años (recuerden que un año Atlántida dura la mitad que uno nuestro) y menores de 60. Y todo esto es su universo. si dejan de ingerirla. tendrá un límite por arriba? ¿Y la tierra lo tendrá por abajo? ¿El océano que rodea nuestro continente. son quienes tienen un trato preferencial. El sur es el “cálido sur”. llamado en algunas regiones “Hades”. En la ciudad. Noción del Universo. el sector occidental se denomina “Occidente del continente” o “final del continente”. En la zona norte es donde se edifican los templos. Tener esta edad significa poseer influencia. dentro de otro y así. Por todo esto. Un dato curioso es que el lugar donde se dice que se reúnen los dioses. el hombre nació en el fértil valle. A pesar de eso. responsabilidades y siente que sobre ellos cae el peso de la sociedad. la mayoría de las personas se ha preguntado más de alguna vez algunas cosas similares: ¿el cielo. este triángulo estaría dentro de otro similar pero más grande. el “monte de los dioses” está ubicado en la zona más occidental del norte. Que se sepa. los que integran otro grupo etario. mientras que el cementerio se encuentra al oeste. es decir. nada más. Dentro de la Tierra hay un gigantesco espacio hueco. y en otras “Inframundo” o “gran hueco”. lo mismo para los templos. de ahí su nombre). Trato entre los diferentes grupos etarios. la muralla para ingresar se encuentra al este. y éste. y los demás continentes. lo mismo nos pasa si dejamos de respirar.Kapite A: Occidente B: Oriente A C B C: Sur Trópico de Cáncer Este triángulo claramente representa a la Atlántida. Ésta les brinda la inmortalidad. como se reconoce que el universo es más grande. terminará en algún lugar? Lo importante para ellos es. en última instancia. que la Tierra en la que viven está rodeada de un gigantesco océano del cual sólo los Dioses conocen su completa extensión. mueren. El cielo es una gran masa compuesta de un material invisible llamado “aire” o “esencia de ambrosía” (ambrosía es el alimento o bebida que consumen los dioses. la parte oriental se llama “fértil valle”. Cabe destacar que según la mitología. pero que de vez en cuando cobran vida y se mueven de su sitio. nadie en la Atlántida se ha preocupado alguna vez de pensar en cómo es el universo. ser joven es considerado un . a su vez. no conocen esa palabra. Sólo carecen de una cosa: respeto por sus ideas de parte de los grupos de más edad. Gozan con más derechos que el resto. También hay que indicar que este mismo esquema se reproduce en las ciudades Atlántidas y en el mismo continente. e incluso. pero. En realidad. Dentro del cielo hay estrellas y astros colocadas por los dioses para poder medir el espacio. En el continente.

pues se pueden perder según pase la edad o al momento de morir. con excepción de quienes son sus hijos. La muerte es considerada una pérdida total de derechos y de la condición de ser humano: pasa a ser una “carga” del más allá. a aprender y enseñar. Entre los 60 y los 100 años. Los niños menores de 15 años son las “cargas” de sus padres. con la carga de que tiene que esforzarse en todo lo que sus padres le encomienden. A partir de los 100 años. Carecen de toda autoridad. De ahí también que los padres rehúyan de cuidar a sus hijos y se los encarguen a su mujer. Los derechos son los siguientes: derecho a dar opinión. una noción consuetudinaria de lo que se puede hacer y de lo que no. Y es por . derecho a mandar. a trabajar y a tener trabajadores. o la idea de que se puede alcanzar la felicidad permanente. a menudo. Entre los 15 y los 35 años. hacia las ideas que emiten. un regalo de la naturaleza. es decir. Tener un sueño que cambie al mundo. a tener amantes y esposas. Tienen más derechos que un adolescente. Cuando alguien cumple 60 años. incluidos seres vivos. a caminar libremente por las calles y a salir de la casa. a lo que responden con agrado y sus concejos son respetados al pié de la letra. Si son artesanos. una persona es considerada un adulto. a tener propiedades y. Son. cuando el cumpleañero lanza unos pétalos de alguna flor (varía entre regiones y ciudades). También suelen ser consultados por los jóvenes cuando estos tienen problemas en algún ámbito de sus vidas. o por toda la ciudad). estos renuncien voluntariamente a ellos para ayudar a los ancianos. Derechos. El derecho a tener propiedades se entiende como que esa persona puede comprar y vender objetos tangibles. una persona ya es considerada un anciano y se identifica esta edad con el respeto que sienten todos los demás. aún no existe un derecho como el romano compuesto de leyes. Los derechos en la Atlántida son considerados como bienes. y simboliza la pérdida de la juventud. pero el respeto que los jóvenes sienten hacia ellos hace que. y celebran por primera y única vez en la vida.tesoro. un “cumpleaños feliz”. Si una mujer tiene un hijo antes de cumplir 60 años. y a utilizarlos. o a la gente más anciana. por toda la familia. se es solamente un adolescente. Carecen de muchos derechos. ésta tiende a ser considerada como una “mujer desafortunada”. por último. suelen ser considerados autoridades dentro de alguna disciplina (sin bien no es lo mismo que un maestro en el caso de los gremios medievales). como algo material. simplemente. pero generalmente se acepta que a esta edad es un deber ser padre. son exclusivas de la realeza y su séquito. que perdió el tesoro de la juventud. pues en el Hades nadie tiene derechos. Hay un ideal general de que ya no quieren ser considerados “cargas” de sus padres. a ir a los templos . Naturalmente. por lo que es bien visto que un adolescente no sea problemático. se realiza una fiesta conocida como “último día de la juventud”. Ilusiones. incluyendo en esta concepción el derecho privado y derecho público unidos (el propietario puede decidir si tal jardín puede ser usado sólo por él. a escoger. a pedir favores. que finaliza al otro día. la ilusión de que la vida puede ser cada vez mejor.

esto que están ahí. Al final del día. “Los soñadores se dedican a la política. a una religión que es bastante similar en toda la isla. Todos quieren pertenecer a algo. las preocupaciones del día a día son casi una pantalla que no les permite tener ilusiones. luego de recibir una compensación que muchas veces es en monedas. sólo lo pueden concebir como una extensión del presente. . a una zona en específico. es elegida “concubina sagrada” y tiene. Los hombres solteros (también mayores de 35 años) ofrecen a su favorita una donación voluntaria. son personas “resentidas a que el mundo es como debería ser. con el fin de honrarlos y. De todas formas. Una persona con ilusiones usualmente es llamada ambiciosa. Atlántidas. y que tiene la cualidad de poder ser modificado. y no puede ser mejor”. dan la impresión a cada habitante de que la Atlántida es un continente. a una región. Creatividad. Las perdedoras pueden quedarse con la totalidad. a su juicio. las ilusiones se relacionan con la capacidad de entender el futuro como un tiempo completamente nuevo. no tienen muchos problemas en considerarse. Como se advierte con claridad. dentro de la realeza esto es considerado un don. entre sus deberes. los gobernados. como hay muchas similitudes entre ellos (aunque son menos importantes que las diferencias). y el miedo a aislarse entre ellos mismos es lo que los une. pues. La prostitución sagrada no existe (mujeres que se entregan a extranjeros en los templos. principalmente en el occidente.” Para la gente común y corriente. Vida después de la muerte. es algo que obliga a las ciudades a unirse a otras. Pero sí está extendido el término de “concubina sagrada”. con orgullo. Éste consiste en un ritual celebrado cada tres años. que son gente diferente pero es parte de lo mismo: son habitantes de una isla rodeada de un océano que contiene también otros continentes. estas relaciones que se tejen por toda la isla. El miedo a quedar aislados del mundo. o sólo una parte (depende de la ciudad) de lo que han conseguido. Y si a alguno se le ocurre imaginar un futuro mejor. Racionalidad. siendo la avaricia un sinónimo de una ilusión. Noción de divinidad. es considerado como un loco y es despreciado. al contrario. el ofrecer su virginidad a la divinidad honrada con lo que ha recolectado. los que hacemos sus sueños realidad somos los gobernados. y el que no lo posee es mirado en menos. Valores. están aislados de todo el mundo. Ritos. es decir. aunque la gran mayoría de ellas consigue muy poco dinero. Pasado/Tradiciones. en el cual las vírgenes que ya han cumplido 35 años de edad participan en una exhibición de baile frente al templo. Al contrario. la que ha conseguido juntar más monedas y ofrendas. El papel de la sociedad. la ofrecen luego a la divinidad) fuera de un par de casos en la región de la Caria.

Noción de dinero. Un atlántida que ha recibido una ayuda o favor de otra persona. Las formas comunes de hacerlo es aportando fondos. una familia tiene la tradición de ayudar a sólo una familia (en los casos de las familias más numerosas. cada vez que recibe un favor de una tercera. Sexualidad. Es decir. Nombres. en la Mesótida. un reglamento de reciprocidad bastante complejo. que siempre será la misma. Importantes diferencias regionales. siente que debe agradecérselo a los Dioses con una parte de la cosecha. Sólo en los Menélicos. es casi como una cadena benéfica. tiene valor únicamente en la ciudad patria: un viajero raramente va a ayudar a un habitante local. apellidos. en vez de la sociedad que lo ha educado?). Belleza y modas.Un caso aparte es el del campesino que ha disfrutado una buena cosecha. Noción de Arte. en caso de ocurrir. en todo caso. en la mayoría de los casos. . un joven que ha disfrutado un año de paz. la persona sentirá una deuda que le debe pagar al clan que le ayudó. Diferencias sociales. como por su excesiva racionalidad (¿no es acaso. Altruismo.Hacerle favores a los demás es considerado. son catalogadas de “no agradecer a la civilización”. Papel de la música. Constituyen. en parte por su tradición guerrera. dar alimentos o ayuda económica a los que lo necesiten). o haciéndole un favor a alguien que lo necesite (ayudar en la construcción de algún conocido que haya perdido su casa. Números en la vida diaria. voluntariamente el acto de practicar la solidaridad. los favores se devuelven a la misma persona. en la Atlántida. la persona misma la que hace. En la región del Bariao. dos). materiales o su propia fuerza para la construcción de obras públicas orientadas al beneficio de todos. una forma de pagarle a la sociedad todo lo que le ha dado. Construcciones. o a la ciudad. siente que le debe devolver el favor a la sociedad. Importancia de la educación/alfabetismo. asimismo. Las personas que no hacen favores a los demás ciudadanos. sino que sentirá que le debe algo a la sociedad. Noción de ciencia. ese habitante deberá devolverle el favor a la ciudad de la que provenía el viajero. y que sin embargo. Entretención/aburrimiento. no le da las gracias a esta última.

.Poder soberano. Familia.

Todos los dioses tienen un poder diferente. con el objetivo de evitar una guerra (que incluiría a Ourinto. Pero hay una ciudad que ha podido someter a un dios a sus caprichos: Desparta (en la región de los Menélicos). Monte de los Dioses): “No hay sabor más agrio. deciden que junto a su amigo Dios. cuando se activan sus poderes. una ciudad enemiga. Tras esto. Para lograr esto. llamados Lira y Mario. ¡Carajo! Me he quedado dormido. ―Liara heredó de su padre. cambian de color: rojo cuando detectan a un Dios cerca. el tiempo. necesitan la ayuda de uno: Ares-Este. verde para debilitarlos.. la naturaleza.. Iodas): “. o no los sabe ocupar. ―Esos hermanos. pero en el camino se dan cuenta que para someter a los demás dioses. Desparta. aliada de Iodas). y saber que va a correr sangre por todas partes. ―En la Atlántida hay un Dios (o dos) que son adorados en cada ciudad. descubren a un pequeño Dios que no tiene poderes aún. que encontrarán la forma de hacer que las personas sean capaces de controlar la naturaleza a su antojo. la ciudad donde habita Ares-Este. ¡A levantarse humanos!” Faiel-Este (Dios del río Asio. etc. originalmente oscuras pero. una extraña piedra llamada “Talanina” o “Piedra triangular apócrifa”. derrotando Mario al sucesor de la otra familia real de Desparta: XXXXXXXXXXXXXX. Lórnides.” Lluvia de Ideas. Desparta): “A veces es bueno despertarse. Y la forma es: someter a los dioses al capricho de las personas. sólo hay una alternativa: derrotar a Ares en un combate. así que deben convertirse primero en los reyes de Desparta. deben partir hacia Iodas. y junto con él. luchan contra la naturaleza.” Ariel-Este (Dios creador de Ambrosía.Ares-Este (Dios de la Guerra. Lórnides. Larina): “La voz del río siempre susurra. que el de un puñado de hombres muriendo por alcanzar la inmortalidad. Y usan sus poderes sólo cuando creen que las ofrendas ofrecidas por los ciudadanos son dignas de sus favores. ―Cuando vuelven a su ciudad. azul para transformarlos en su forma humana. con su tono tan simpático: debo vengarme de los humanos. ―Sin embargo las negociaciones fallan y la guerra se inicia. en una aventura en la región de la Lúgubre. por no morir. . La Talanina tiene tres puntas. Liara y Mario se destacan. ―Dos hermanos. controlando el clima. Yniel-Este (“este” es una terminación que se les da al nombre de un Dios).” Helios-Este (Dios del Sol. hijos del rey de Desparta. y poseen un templo en el cuál viven. por ser felices. descubren la verdadera razón por la que luchan las personas: por sobrevivir. Pero Ares sólo obedece al Rey de Desparta.

A los 6 años. luchando por poder ingresar al sitio más probable (una cueva). El mercado es centralizado. decide desterrarlos. ―Un hombre que se entera de que su ciudad será destruida y no puede escapar. se descubre que Mario y Liara cometen incesto. más que a morir. incapaz de matar a sus hijos. el tesoro del pueblo. ya que la gente gusta de vivir sin eso. ―Una ciudad fortaleza. dándole todo lo que necesitan para someter finalmente a los hombres a sus caprichos. y la que pierde. todos los familiares (y el estado) les envía regalos a los padres que tienen bebés y los miman. Finalmente el Rey. y muchos ladrones alrededor. o golpeando al piso o una montaña cercana. y puede llevar a otra persona solamente. cantando (gritando) violentamente todo lo que les enoja. por lo que contesta: no. pero con otros combates más controlados. ―La ciudad de los tesoros perdidos: el oro. todo se vende al estado y el estado las vende. envían a los hombres a luchar en parejas: la pareja que gane vive. En algún lugar de ese río hay una gran cantidad de tesoros escondidos. tienen un festival donde se desahogan de todo lo que le ha ocurrido durante la semana. ―Un Dios que le tiene miedo a no poder morir. Lo mismo para las mujeres. pero antes de que eso ocurra. las joyas y cualquier tesoro. habitada sólo por un par de esqueletos. ―Hay una ciudad que ama a los recién nacidos. Son ocupados por los mercenarios para saber qué ocurre con las personas que entran ahí. ―Un hombre que piensa que la civilización se encamina a construirle un paraíso a las mujeres. trabaja duro durante años para ganarse la posibilidad de escapar. muere. . una gran cantidad de riquezas fueron tiradas en el río cercano “xxx”. pero pocos se atreven definitivamente a entrar. tanto así. no valen nada: sólo importan las frutas “xxx”. ―Un hombre se encuentra con el Dios que le regaló la vida y éste le pregunta si está agradecido. por la leyenda de un gran ave que devora cabezas. ante la dificultad de elegir a quién salvar. Es exactamente el Dios de la ambrosía. en esta ciudad. quisiera saber qué significa no vivir”. ―Una ciudad donde la gente se ríe todo el día y no les molesta nada. Sorprendido. ―Un hombre que detesta a los jóvenes: dice que lo único que quieren es pasarlo bien.el Rey. Todo esto porque el viernes. decide morir finalmente junto con todos sus seres queridos. ―Tres carpinteros que sólo tienen un sueño: poder tocar un poco de madera del monte de los dioses. ―Hay una ciudad que ama las conchas marinas. y el hombre responde: “verdaderamente el no haber vivido nunca me produce un entusiasmo que no puedo negar. el Dios le pregunta porqué. Estas luchas se exhiben una vez al año en un gran espectáculo. Es tildado de loco. que las utiliza como medio de cambio. decide enfrentar a Mario y Liara con Ares. ―Un hombre que detesta a todos los dioses. Un palacio en forma de concha de caracol. delito mortal en Desparta. Por eso.

Regiones de la Atlántida: Menélicos: ―Desparta ―Iodas ―Ourinto ―Tibas ―Carenas Bariao: Lúgube: .―Una planta que se come los sueños.