Petición Progresista del Pueblo Tuitero1 Percival Manglano

Dick Costelo y Jack Dorsey Consejero Delegado y Fundador / Presidente Ejecutivo Twitter Inc. 795, Folsom Street San Francisco, CA 94107 EEUU Madrid, 26 de noviembre de 2012 Remitente: el abajo firmante Pueblo Tuitero Camaradas Dick y Jack, El pueblo tuitero está cansado de las desigualdades que ha generado vuestra empresa. Os escribimos para exigiros la puesta en marcha de una serie de políticas que aseguren la justicia social en Twitter y atiendan las necesidades de los miembros y miembras más débiles de esta comunidad. Twitter conforma una sociedad de más de 240 millones de mujeres y hombres (sería el cuarto país del mundo) en la que impera la Ley de la Jungla. La libertad absoluta en el intercambio de mensajes y la codiciosa acumulación de seguidores por parte de los/as más poderosos/as tuiteros/as ha llevado a que se haya generado una sociedad marcada por la desigualdad y la injusticia. Es intolerable que Lady Gaga tenga más de 31,5 millones de seguidores, Justin Beiber 30,7 millones, Katy Perry 29,4 millones y Rihanna 26,8 millones mientras que la gran mayoría de tuiter@s apenas supera el centenar de seguidores. Claramente, la especulación neoliberal de estos tuitstars lleva a que su obsceno número de seguidores se alcance a costa de empobrecer a las grandes masas de infraseguidos tuiteros. Además, la falta de regulación en el contenido de los mensajes que se mandan por Twitter favorece el caos y la incorrección política. Que cada uno decida lo que escribe individualmente sin tener en cuenta las opiniones de los demás promueve una sociedad individualista y egoísta. La solidaridad exige poner en marcha iniciativas que aseguren que nadie se pueda sentir ofendido por las opiniones vertidas a través de su empresa. Hay que pensar en los demás antes que en uno mismo.

1

En homenaje al maestro Bastiat. 1

Además, es evidente la explotación que están sufriendo los/as usuarios/as de Twitter. Gracias a su trabajo y a los mensajes que ell@s escriben, los capitalistas y directivos de la empresa Twitter Inc., como vosotros, están haciéndose millonarios. Los/as usuarios/as de Twitter también tienen derecho a participar en la riqueza que ellos/as han contribuido a generar. Está previsto que vuestra empresa ingrese este año más de US$ 250 millones. Es urgente que se socialicen las plusvalías de Twitter de forma a que tod@s sus usuari@s reciban una justa compensación por su esfuerzo. Por todo ello, es imprescindible crear una Comisión Reguladora de Twitter (CRT). Está comisión asegurará la justicia social y la igualdad en Twitter. Sin igualdad, la libertad ni sirve ni existe. ¿Cómo van a poder ejercer su libertad los/as millones de tuiteros/as que apenas tienen seguidores? Se debe asegurar que su voz sea escuchada en un plano de igualdad con el de los tuitstars con millones de seguidores. Debemos dar voz a los que no la tienen. La CRT estará formada por representantes legítimos/as del pueblo tuitero. Su trabajo deberá ser apoyado por una administración que asegure la aplicación de sus resoluciones y cuente con los recursos suficientes para ejercer sus esenciales tareas (Twitter Inc. evidentemente, deberá proveer estos recursos). La CRT, ante todo, redistribuirá los seguidores en Twitter aplicando la máxima “de cada uno según su capacidad, a cada uno según su necesidad.” El objetivo es que cada tuitero/a tenga asegurado/a un mínimo digno de seguidores: entorno a mil. De esta forma, se asegurará la igualdad que ahora mismo brilla por su ausencia en Twitter y se evitará que nadie pueda oprimir a los/as más débiles. La CRT también pondrá orden en el caos de opiniones que se vierte en Twitter. Nadie nunca más se sentirá ofendido por una opinión expresada gracias a su empresa (deberemos, también considerar indemnizaciones para todos aquellos que se hayan sentido atacados hasta ahora). Para ello, la CRT creará una Subcomisión de Respeto por la Opinión Ajena (SROA) que filtrará todo mensaje antes de ser publicado. Los TTs también serán regulados para garantizar que los usuarios conozcan las cuestiones verdaderamente relevantes del día. Finalmente, la CRT fijará los criterios por los cuales se repartirán las plusvalías de Twitter Inc. entre todos sus usuari@s. Ningún/a usuario/a de Twitter, nunca más, contribuirá a hacer ricos a sus dueños sin recibir una justa retribución. Esperando que atendáis estas peticiones con la máxima celeridad, se despiden los abajo firmantes.

2