5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb25ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2

Índice
CISA / Co

mu

ni

ca

ción e In for ma ción, SA de CV
CON SE JO DE AD MI NIS TRA CIÓN: Pre si den te, Ju lio Sche rer Gar cía; Vi ce pre si den te, Vi cen te Le ñe ro;
Te so re ro, En ri que Ma za


DI REC TOR: Ra fael Ro drí guez Cas ta ñe da
SUB DI REC TOR DE IN FOR MA CIÓN: Salvador Corro
SUB DI REC TORA DE COMERCIALIZACIÓN: María Scherer Ibarra
SUB DI REC TOR DE ADMINISTRACIÓN: Humberto Herrero
SUB DI REC TOR DE FINANZAS: Alejandro Rivera
ASIS TEN TE DE LA DI REC CIÓN: Ma ría de los Án ge les Mo ra les; ayudante, Luis Ángel Cruz
ASIS TEN TE DE LA SUBDI REC CIÓN DE INFORMACIÓN: Gra cie la Ze pe da
COORDINADORA DE FINANZAS DE RE DAC CIÓN: Be a triz Gon zá lez
EDI CIÓN Y CORRECCIÓN: Alejandro Pérez, coordinador; Cuauhtémoc Arista, Tomás Domínguez,
Ser gio Lo ya, Enrique de Jesús Martínez, Hugo Martínez
REPORTEROS: Carlos Acosta, Jorge Carrasco, Jesusa Cervantes, Patricia Dávila, Gloria Leticia Díaz,
Álvaro Delgado, José Gil Olmos, Santiago Igartúa, Arturo Rodríguez, Marcela Turati, Ro dri go Ve ra,
Rosalia Vergara, Jenaro Villamil
CO RRES PON SA LES: Campeche, Rosa Santana; Co li ma: Pe dro Za mo ra; Chiapas, Isaín Mandujano;
Gua na jua to: Ve ró ni ca Es pi nosa; Guerrero, Ezequiel Flores Contreras; Jalisco, Fe li pe Co bián;
Michoacán, Francisco Castellanos; Nuevo León, Luciano Campos; Oaxaca, Pedro Matías; Tabasco,
Ar man do Guz mán; Tamaulipas, Ma. Gabriela Hernández
IN TER NA CIO NAL: Ho me ro Cam pa, coordinador; Corres pon sa les: Madrid: Alejandro Gutiérrez;
Pa rís: An ne Ma rie Mer gier; Washington: J. Jesús Esquivel
CULTU RA: Ar man do Pon ce, edi tor; Ju dith Ama dor Tello, Ja vier Be tan court, Blan ca Gon zá lez Ro sas,
Estela Leñero Franco, Isa bel Le ñe ro, Ro sa rio Man za nos, Samuel Máynez Champion, Jor ge Mun guía
Es pi tia, Jo sé Emi lio Pa che co, Al ber to Pa re des, Niza Rivera Medina, Ra quel Ti bol, Flo ren ce Tous saint,
Rafael Vargas, Co lum ba Vér tiz de la Fuente; cultura@proceso.com.mx
ES PECTÁCU LOS: Ro ber to Pon ce, co or di na dor. espectaculos@proceso.com.mx
DEPORTES: Raúl Ochoa, Beatriz Pereyra
FO TO GRAFÍA: Marco Antonio Cruz, Coordinador; Fotógrafos: Ger mán Can se co, Miguel Dimayuga,
Ben ja mín Flo res, Oc ta vio Gó mez, Eduardo Miranda; ; asistente, Au ro ra Tre jo; auxiliar, Violeta Melo
AU XI LIAR DE RE DAC CIÓN: Á ngel Sán chez
AYU DAN TE DE RE DAC CIÓN: Da mián Ve ga
ANÁLI SIS: Co la bo ra do res: John Ackerman, Ariel Dorf man, Sabina Berman, Jesús Cantú,De ni se
Dres ser, Marta Lamas, Rafael Segovia, Ja vier Si ci lia, En ri que Se mo, Er nes to Vi lla nue va, Jorge Volpi;
car to nis tas: Gallut, Helguera, Hernández, Na ran jo, Ro cha
CENTRO DE DOCUMENTACIÓN: Ro ge lio Flo res, co or di na dor; Juan Car los Bal ta zar, Li dia Gar cía,
Leoncio Rosales
CO RREC CIÓN TIPOGRÁFICA: Jor ge Gon zá lez Ra mí rez, co or di na dor; Se ra fín Dí az, Ser gio Da niel
Gon zá lez, Pa tri cia Po sa das
DI SE ÑO: Ale jan dro Val dés Ku ri, co or di na dor; Fer nan do Cis ne ros Larios, An to nio Foui lloux Dá vi la,
Ma nuel Foui lloux Ana ya y Juan Ricardo Robles de Haro
COMERCIALIZACIÓN
PU BLI CI DAD: Ana María Cortés, administradora de ventas; Eva Ánge les, Ru bén Báez eje cu ti vos de
cuen ta. Tel. 5636-2077 / 2091 / 2062
VEN TAS y MERCADOTECNIA: Margarita Carreón, gerente Tel. 56 36 20 63. Lucero García, Norma
Velázquez. Circulación: Mauricio Ramírez, Gisela Mares. Tel. 5636-2064. Pascual Acuña, Fernando
se ma na rio de in for ma ción y aná li sis
PRESIDENCIA
6 Sello del peñismo: cargos públicos,
negocios privados /Rodrigo Vera
10 Como bienvenida, el duopolio lo dobló
/Jenaro Villamil
13 Exigencia episcopal: que Peña Nieto
respete libertad y disidencia /Felipe Cobián R.
16 Y El Chapo, eventual aliado…
/Jorge Carrasco Araizaga
19 Un pacto de cristal /Rosalía Vergara
EL UNO DE DICIEMBRE
22 Un brutal montaje /Patricia Dávila
y Santiago Igartúa
29 La marca de Ebrard: intolerancia y represión
/Gloria Leticia Díaz
32 Semejanzas y diferencias con la primavera árabe
/Jenaro Villamil
ESTADOS / TABASCO
36 El legado de Andrés Granier: corrupción
y quiebra /José Gil Olmos
ANÁLISIS
40 El gen autoritario /Héctor Tajonar
41 Navideño /Naranjo
42 Autorregalito de Calderón /Ernesto Villanueva
43 Mancera: gabinete sin paridad /Marta Lamas
44 Educación: ideas y personajes vetustos
/Axel Didriksson
INTERNACIONAL
46 ALEMANIA: Armas para la represión
/Marco Appel
52 ARGENTINA: La historia de Marita: Diez años
de calvario /Francisco Olaso
No. 1884 • 9 de diciembre de 2012
Foto portada: Germán Canseco
29
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
Polo, Andrés Velázquez. Suscripciones: Cristina Sandoval Tel. 5636-2080 y 01 800 202 49 98. Delfina
Cervantes, Ulises de León.
ATENCIÓN A SUSCRIPTORES (Reparto): Lenin Reyes Tel. 5636-2065. Jonathan García.
ADMINISTRACIÓN. RECURSOS HUMANOS: Luz María Pineda, coordinadora
TECNOLOGÍA DE LA INFORMACIÓN: Fernando Rodríguez, jefe; Marlon Mejía, subjefe; Eduardo Alfaro,
Betzabé Estrada, Javier Venegas
AL MA CÉN y PRO VE E DURÍA: Mer ce des Gue rra, co or di na do ra; Ro ge lio Val di via
MANTENIMIENTO: Miguel Olvera, Victor Ramírez
FINANZAS. CON TA BI LI DAD: Ma ría Con cep ción Al va ra do, Rosa Ma. García, Edgar Hernández, Ra quel
Tre jo Ta pia
COBRANZAS: Sandra Changpo, jefa; Raúl Cruz
OFI CI NAS GE NE RA LES: Re dac ción: Fre sas 13; Ad mi nis tra ción: Fre sas 7, Co l. del Va lle, 03100 Mé xi co, DF
CON MU TA DOR GE NE RAL: Ka ri na Ure ña; Flor Hernández; 5636-2000
FAX: 5636-2019, Dirección; 5636-2055, Subdirección de Información; 5636-2086, 5636-2028, Redacción.
AÑO 36, No. 1884, 9 DE DICIEMBRE DE 2012
IM PRE SIÓN: Quad Graphics. Democracias No.116, Col. San Miguel Amantla, Azcapotzalco, C.P. 02700.
México, DF
DIS TRI BU CIÓN: Voceadores DF y Zona Metropolitana: Comunicación Telefónica en Línea, SA de CV. Tel.
5535-0732. Voceadores Puebla, Pue.: Jorge López Morán; Tel. 467-4880. Resto de la República y Locales
Cerrados: Publicaciones Citem, SA de CV. Tel. 5366-0000.
EDI TO R EN JEFE: Raúl Monge; Editores: Miguel Ángel Vázquez, Jorge Pérez, Concepción Villaverde;
asis ten te: Ma ría Ele na Ahe do; Tels.: 5636-2087, Fax: 5636-2006
EDITOR: Marco Antonio Cruz; Dirección: www.procesofoto.com.mx
Correo electrónico:rednacional@procesofoto.com.mx; Ventas y contrataciones: 5636-2016 y 56362017
EDITOR: Alejandro Caballero; Correo electrónico: acaballero@proceso.com.mx; Armando Gutiérrez,
Juan Pablo Proal y Alejandro Saldívar, coeditores; Tel. 5636-2010
RESPONSABLE TECNOLÓGICO: Ernesto García Parra; Saúl Díaz Valadéz, desarrollador,Tel. 5636-2106
COORDINADOR: Alejandro Caballero; procesoradio@proceso.com.mx; Tel. 5636-2010
Cer ti fi ca do de li ci tud de tí tu lo No. 1885 y li ci tud de con te ni do No. 1132, ex pe di dos por la Co mi sión
Ca li fi ca do ra de Pu bli ca cio nes de Re vis tas Ilus tra das el 8 de sep tiem bre de 1976. Proceso es una
Reserva para uso exclusivo otorgada por la Dirección de Reservas del Instituto Nacional del Derecho de
Autor en favor de Comunicación e Información, S.A. de C.V., bajo el Número 04-2000-112911074700-102.
Re gis tro del S.P.M. CR-DFJ-003-99 / Número ISSN: 1665-9309
Circulación certificada por el Instituto Verificador de Medios
Registro No. 105 / 21
Suscripciones DF y zona Metropolitana: Un año, $1,490.00, 6 meses, $850.00; Guadalajara, Monterrey
y Puebla: Un año, $1,600.00, 6 meses, $880.00. Ejemplares atrasados: $45.00. Ser vi cios in for ma ti vos y
fo to grá fi cos: AP, No ti mex, Reu ters.
Pro hi bi da la re pro duc ción par cial o to tal de cual quier ca pí tu lo, fo to gra fía o in for ma ción pu bli ca dos sin au to ri za-
ción ex pre sa de Co mu ni ca ción e In for ma ción, S.A. de C.V., ti tu lar de to dos los de re chos.
agen cia pro ce so de in for ma ción
agen cia de fotografía
Siguenos en: @revistaproceso facebook.com/revistaproceso
PATRIMONIO
56 PUEBLA: La megalomanía turística
de Moreno Valle /Gabriela Hernández
CULTURA
60 Los sindicatos del INBA y del INAH, ante
la represión /Columba Vértiz de la Fuente
66 Correspondencia Palma Guillén-Gabriela
Mistral /Rafael Vargas
68 Páginas de crítica
Arte: México en la Bienal de Venecia 2013
/Blanca González Rosas
Música: Hermandad /Ricardo Jacob
Teatro: El chofer y la Sra. Daisy
/Estela Leñero Franco
Cine: Post tenebras lux /Javier Betancourt
Televisión: Multiplicar las cadenas
/Florence Toussaint
Libros: Dos bosquejos
/Jorge Munguía Espitia
ESPECTÁCULOS
72 La película Morelos, otra pifia del sexenio
/Judith Amador Tello
DEPORTES
74 Jesús Mena: lo que diga el presidente...
/Beatriz Pereyra
78 Una ley que quebranta leyes
/Raúl Ochoa
80 Palabra de Lector
82 Mono Sapiens /Calendario telenovelesco con
un reparto muy grotesco /Helguera y Hernández
72
78
10
36
52
56
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
T
OLUCA, MÉX.- Enrique Peña Nie-
to empieza su gestión en la
Presidencia de la República
con el grupo de políticos que
lo acompañó durante su go-
bierno en el Estado de México,
adscritos al mismo esquema
nepotista, corrupto, represor e inclinado
Sello del peñismo: cargos públicos,
RODRIGO VERA
a los negocios privados al amparo del po-
der público.
De esta manera encuadra al equipo pe-
ñista Arturo Chavarría Sánchez, presidente
del Colegio de Arquitectos y Urbanistas del
Estado de México, quien desde hace varios
años ha denunciado los abusos de la clase
política mexiquense.
Tres de los citados políticos –Luis Vide-
garay, Gerardo Ruiz Esparza y Luis Enrique
Miranda Nava– fueron colocados en pues-
tos clave del gabinete: Hacienda, Comuni-
caciones y Transportes y la Subsecretaría
de Gobierno de la Segob.
“Estos tres personajes conformaron un
equipo que trabajó para el Grupo Atlaco-
negocios
privados
O
c
t
a
v
i
o

G
ó
m
e
z
A
g
e
n
c
i
a

M
V
T

/

M
a
r
i
o

V
á
z
q
u
e
z

d
e

l
a

T
o
r
r
e
E
d
u
a
r
d
o

M
i
r
a
n
d
a
Videgaray Caso Miranda Nava
6

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
La cauda de señalamientos y casos documentados de co-
rrupción, nepotismo y represión en cuanto al pasado del
equipo de Enrique Peña Nieto es tan larga como sus am-
biciones político-económicas. Desde el Estado de México
arrastra una carga: personajes cercanos a él mismo, en lo
personal, y al grupo político, económico y familiar al que
pertenece, muchos de ellos proclives a utilizar los pues-
tos públicos para el usufructo y el beneficio particulares.
Ahora está en manos de ellos nada menos que el apete-
cible poder federal.
mulco cuando Peña Nieto fue gobernador.
Ahora quizá vuelvan a cumplir las mismas
funciones… pero ya desde el gobierno fede-
ral, lo cual es muy preocupante”, comenta
Chavarría.
Detalla:
“Durante el gobierno de Peña Nieto en
la entidad, Videgaray manejaba el dinero,
Gerardo Ruiz hacía las grandes obras ma-
teriales y determinaba a qué empresarios
amigos se las concesionaba, mientras que
Miranda Nava se encargaba de darles el
aval político. Había, pues, una estrecha re-
lación entre ellos. Era la tercia que tenía el
control económico, empresarial y político
del estado.”
–¿Considera probable que vuelvan a
hacer lo mismo?
–Sí, al parecer así será. Por esos nom-
bramientos hechos en las mismas áreas,
todo indica que Peña Nieto aplicará a ni-
vel nacional el mismo tipo de gobierno que
llevó en el Estado de México, cuyo principal
objetivo fue utilizar los cargos públicos pa-
ra hacer negocios multimillonarios y favo-
recer a los grandes grupos empresariales.
“Su gobierno se caracterizó por la co-
rrupción, el compadrazgo, el nepotismo,
la opacidad en los contratos de obra, el sa-
queo indiscriminado de los recursos na-
turales y la brutal represión a los oposito-
res. El Estado de México fue el laboratorio
donde se experimentó un estilo de gober-
nar que puede aplicarse a nivel nacional.
“¡Vaya! El mismo Peña Nieto es el per-
sonaje más representativo de la corrup-
ción y el nepotismo. Se le preparó para
eso. Cuando su tío Arturo Montiel gober-
naba en el estado, lo nombró secretario
de Administración para después heredar-
le el cargo. Y ya siendo gobernador, Peña
Nieto repitió el mismo esquema de su tío:
repartir los puestos públicos entre su pa-
rentela, violando la Ley de Responsabili-
dades de los Servidores Públicos del Esta-
do de México.”
Peña Nieto le dio a su primo Alfredo del
Mazo Maza la Secretaría de Turismo; a su
tía Marcela Velasco González la nombró ti-
tular de Desarrollo Urbano; a su prima Ca-
rolina Monroy del Mazo la hizo encargada
de Radio y Televisión Mexiquense y des-
pués la nombró secretaria de Desarrollo
Económico; a su primo Gustavo Cárdenas
Monroy lo designó secretario del Medio
Ambiente; a su tío Alfredo del Mazo Gon-
zález lo hizo presidente del Consejo Mexi-
quense de Infraestructura, y a su primo Er-
nesto Monroy Yurrieta lo puso al frente de
la subsecretaría de Educación.
Los operadores mexiquenses
Sobre el gabinete actual de Peña Nieto, Ar-
turo Chavarría empieza por Luis Videgaray:
“Es el típico tecnócrata, en este caso dis-
cípulo de Pedro Aspe, que fue a prepararse
al extranjero para regresar y poner en prác-
tica políticas depredadoras y corruptas al
servicio de los grupos empresariales.”
Licenciado en Economía por el Institu-
to Tecnológico Autónomo de México (ITAM),
Videgaray se doctoró en finanzas públicas
por el Massachussets Institute of Technolo-
gy (MIT). Fue asesor de Aspe en la Secretaría
de Hacienda durante la administración de
Carlos Salinas de Gortari; luego fue subdi-
rector general en una de las empresas fun-
dadas por Aspe: Protego Asesores Financie-
ros en Banca de Inversión.
En el gobierno mexiquense, Peña Nie-
to lo hizo secretario de Finanzas, Planea-
ción y Administración. Fue su enlace con
la tecnocracia financiera conformada por
figuras como Francisco Gil Díaz, Guiller-
mo Ortiz, Luis Téllez y Agustín Carstens.
A su vez, Ruiz Esparza, el actual secre-
tario de Comunicaciones y Transportes,
al ocupar la misma cartera en el gobierno
mexiquense se encargó de realizar las gran-
des obras que fueron otorgadas en conce-
sión a los grupos empresariales, entre los
que destaca la trasnacional española OHL.
Explica Chavarría:
“Ruiz Esparza es sobrino del expresi-
dente Miguel de la Madrid, lo cual le faci-
litó mucho el acceso al poder. Ha mante-
nido una estrecha relación con el actual
presidente de OHL-México, José Andrés de
Otey za, quien fue secretario de Patrimonio
y Fomento Industrial durante el gobierno
de José López Portillo. Esta amistad entre
Ruiz Esparza y De Oteyza es la razón prin-
cipal por la cual se le dio mucha obra a la
trasnacional española.”
OHL consiguió las concesiones de las
obras más importantes realizadas por Peña
Nieto en el Estado de México, principalmen-
te el Circuito Exterior Mexiquense, el Aero-
puerto de Toluca y el Viaducto Bicentena-
rio, el llamado “segundo piso” que corre de
Cuatro Caminos a Cuautitlán. Fueron obras
muy publicitadas para que Peña Nieto con-
siguiera la Presidencia de la República.
Sin embargo, para llevarlas a cabo Ruiz
Esparza incurrió en violaciones a la ley y
arbitrariedades contra comunidades cam-
pesinas y urbanas, por las que incluso fue
demandado ante tribunales.
Por ejemplo, el Circuito Exterior Mexi-
quense –la costosa autopista de cuota que
circunda gran parte de la Ciudad de Méxi-
Ruiz Esparza
PRESI DENCI A

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 7
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
co– lo tendió Ruiz Esparza sin haber lle-
vado los procesos expropiatorios con los
ejidos que cercenó, entre ellos los de Tul-
tepec, Huehuetoca, Coyotepec, Zumpan-
go, Melchor Ocampo y Jaltengo.
Esa autopista se bordeó con vallas me-
tálicas y altos taludes que incomunicaron
a grandes centros de población, como Ciu-
dad Nezahualcóyotl, Chimalhuacán, Tex-
coco y Tultepec. Hubo movimientos de re-
sistencia civil de pobladores y alcaldes
que vieron mutilados sus territorios.
Los inconformes señalaban que el Cir-
cuito Exterior Mexiquense –de 113 kilóme-
tros de longitud y cuyo costo fue de 24 mil
millones de pesos– no era ni siquiera de uti-
lidad pública, ya que Ruiz Esparza lo entre-
gó en concesión a OHL para que lo explotara
durante 40 años. A cada automovilista se le
cobran actualmente dos pesos por cada ki-
lómetro recorrido (Proceso 1802).
El Aeropuerto Internacional de Tolu-
ca –que en los hechos ya funciona como
un aeropuerto alterno al de la Ciudad de
México– también representa un jugoso
negocio para OHL y empresarios del Gru-
po Atlacomulco, que lo tienen en conce-
sión por 99 años.
Ruiz Esparza proyectó ampliar el área
del aeropuerto 400 hectáreas más, para lo
cual fue ganando terreno por la fuerza so-
bre el único lugar disponible: el ejido de
San Pedro Totoltepec, ubicado en el costa-
do oriente de la terminal aérea. El gobier-
no empezó por cortarles la luz y el agua a
los ejidatarios para orillarlos a salir. Luego
los presionó para que vendieran sus
parcelas; algunos de ellos denuncia-
ron incluso que recibieron amenazas
de muerte; otros optaron por malbara-
tar su patrimonio: vendieron a 400 pe-
sos el metro cuadrado, siendo que ahí
el valor del suelo ya es de 18 mil pesos
el metro cuadrado.
Algunos ejidatarios no se dejaron
amedrentar. Asesorados jurídicamen-
te por Arturo Chavarría y el Colegio de
Arquitectos y Urbanistas del Estado de
México (Proceso 1816), en septiembre
de 2009 interpusieron una demanda
contra Ruiz Esparza, Peña Nieto y otros
funcionarios implicados en el despojo.
El subsecretario Miranda Nava
Y cuanto a Luis Enrique Miranda Na-
va, recién nombrado subsecretario de
Gobierno en la Secretaría de Gober-
nación, dice Chavarría:
“Desde esa dependencia, Miranda
Nava seguirá siendo uno de los prin-
cipales operadores políticos de Peña
Nieto, pese a que tiene un negro pa-
sado plagado de escándalos por de-
fraudación fiscal, corrupción y hasta
acusaciones de haber sido el presta-
nombres de Arturo Montiel.”
Miranda Nava es hijo de Luis Miranda
Cardoso, quien fue presidente del Tribunal
Superior de Justicia del Estado de México
y muy amigo de Arturo Montiel. Gracias a
esta amistad, cuando Montiel fue gober-
nador le dio a Miranda Nava la coordina-
ción de Asuntos Jurídicos, luego lo hizo
subsecretario de Asuntos Jurídicos y final-
mente le dio la Secretaría de Finanzas. Fue
uno de los llamados golden boys protegidos
de Montiel.
Desde 2005 fue acusado de ser el pres-
tanombres de Montiel, por lo cual tuvo
que comparecer ante el Ministerio Públi-
co, donde reconoció haber adquirido pro-
piedades en el municipio de Tonatico, que
posteriormente dijo haber vendido a dos
hijos de Montiel: Arturo y Juan Pablo.
Ya siendo secretario general de Go-
bierno en la administración de Peña Nie-
to, se le acusó de haber aprovechado este
puesto para regalarle a su padre, Luis Mi-
randa Cardoso, la notaría pública número
16, ubicada en la capital mexiquense.
En 2008 Miranda Nava fue investiga-
do por la Secretaría de Hacienda y Crédi-
to Público por presunta defraudación fis-
cal, pues se le acusó de falsificar facturas y
comprobantes fiscales dentro de los gastos
erogados en su campaña electoral de 2006,
cuando perdió la alcaldía de Toluca fren-
te al panista Juan Rodolfo Sánchez Gómez.
En 2010 se vio involucrado en la in-
vestigación en torno a la muerte de la ni-
ña Paulette Gebara Farah, al acusársele de
controlar algunas circunstancias de la in-
dagatoria, con lo que dio un vuelco a la
hipótesis del homicidio que tenía como
principal indiciada a Lissete Farah, madre
de la menor.
Al parecer, Miranda Nava intervino
porque entonces era novio de una inte-
grante de esa familia, Alma Saldaña Fa-
rah, con quien después contrajo nupcias
en Ixtapan de la Sal.
Él fue uno de los firmantes del con-
trovertido “pacto” con el secretario de Go-
bernación calderonista, Fernando Gómez
Mont, para evitar las alianzas entre el PRD y
el PAN en los procesos electorales de 2011.
Y desde la Secretaría de Gobierno era el res-
ponsable de toda la operación política, po-
liciaca, de espionaje y hasta de compra de
opositores (Proceso 1871).
El factor hidalguense
En el gabinete peñista Miranda Nava que-
da formalmente como subalterno de Mi-
guel Ángel Osorio Chong, titular de la Se-
cretaría de Gobernación, dependencia que
se convierte en una supersecretaría al asu-
mir las funciones que tenía la hoy extin-
ta Secretaría de Seguridad Pública federal.
Se ha explicado la inclusión del hidal-
guense Osorio Chong por la alianza del Gru-
po Atlacomulco con los políticos de Hidal-
go, que viene desde la época de Carlos Hank
González y la dinastía de los Rojo Lugo.
Abunda Arturo Chavarría:
“Peña Nieto y Osorio Chong hicieron
buenos amarres cuando ambos eran go-
bernadores, este último del estado de
Hidalgo. Ambos favorecieron y tejie-
ron alianzas sobre todo con los grupos
empresariales que están levantando
conjuntos urbanos en las dos entida-
des colindantes. Comparten la misma
visión empresarial de la política que
les dejó el profesor Hank González.”
Sobre este punto, indica que otro
gran negocio del gobierno peñista fue
la construcción de las llamadas Ciuda-
des Bicentenario, “grandes centros ur-
banos que empezaron a levantarse en
seis municipios mexiquenses –Atlaco-
mulco, Almoloya de Juárez, Huehue-
toca, Jilotepec, Tecamac y Zumpango–
para que las empresas constructoras
hicieran miles y miles de diminutas
viviendas de interés social –de 30 a 60
metros cuadrados–. Lo mismo, para
que las grandes tiendas departamen-
tales se instalaran ahí y tuvieran con-
sumidores cautivos. Y las industrias,
que ahí se proyectan construir, mano
de obra barata”.
Un pago de cuota a estos desarrolla-
dores inmobiliarios –dice Chavarría– es
el nombramiento de David Korenfeld
como director general de la Comisión
Nacional del Agua. Alcalde de Huixqui-
lucan durante el gobierno de Montiel,
E
d
u
a
r
d
o

M
i
r
a
n
d
a
Chavarría Sánchez. “Gobierno de corrupción”
8

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

PRESI DENCI A
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
Como bienvenida, el duopolio
lo dobló
“Korenfeld es un empresario que se en-
riqueció especulando con el uso del sue-
lo, al grado de que ya lo tasa en dólares.
Puede darle un sesgo privatizador al te-
ma del agua. Está muy ligado al exgober-
nador Alfredo del Mazo González, tío de
Peña Nieto”, alerta Chavarría.
Y al hijo de Del Mazo González, Al-
fredo del Mazo Maza, se le dio la direc-
ción del Banco Nacional de Obras y Ser-
vicios Públicos (Banobras). Aspirante a
la candidatura por el gobierno del Es-
tado de México en la contienda del año
pasado, este primo de Peña Nieto tuvo
que renunciar como alcalde de Huix-
quilucan para incorporarse al gabinete
federal peñista.
Del Mazo Maza estuvo implicado
en un sonado escándalo de corrupción,
ya que en el 2000 recibió ilegalmente
257 mil pesos de Pemex para que se
fuera a la Universidad de Harvard a es-
tudiar un posgrado. Por ese hecho, un
juez federal condenó a dos años de cár-
cel al funcionario que le dio ese dine-
ro: Juan José Domene Berlanga, quien
se desempeñaba como director Corpo-
rativo de Finanzas de Pemex.
Del Mazo Maza empezó a trabajar
en Pemex bajo las órdenes de Dome-
ne el 6 de junio de 2000. Tan sólo tres
meses después se le dio esa beca “de
manera especial” para que estudiara
administración y finanzas en esa uni-
versidad estadunidense, según la averi-
guación 09/DAFMJ/2002.
Otro pariente de Peña Nieto, Ernes-
to Nemer Álvarez, fue nombrado sub-
secretario del ramo en la Secretaría de
Desarrollo Social (Sedesol), por lo que
tuvo que renunciar al cargo de secreta-
rio de Gobierno del Estado de México.
“Nemer es primo político de Peña Nie-
to, pues está casado con su prima her-
mana Carolina Monroy del Mazo”, dice
Chavarría. Sus antecedentes lo colocan
como un contrapeso destinado a man-
tener bajo control el desempeño de Ro-
sario Robles.
Peña Nieto también se jaló a su ga-
binete a quien fue su secretario particu-
lar adjunto en el gobierno mexiquense,
Roberto Padilla Domínguez, quien hoy
es secretario técnico del gabinete.
De esta manera, resume Chavarría,
“los principales operadores que tuvo
Peña Nieto durante su gobierno en el
Estado de México ya están instalados
en las mismas áreas de su gobierno fe-
deral. Aparte, se les están dando cargos
a su parentela y a políticos allegados
a sus tíos Alfredo del Mazo González y
Arturo Montiel, cuyas administraciones
estuvieron igualmente marcadas por
una red de complicidades y de protec-
ciones mutuas, siempre tejidas alrede-
dor de la corrupción”. O
M
i
g
u
e
l

D
i
m
a
y
u
g
a
10

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
C
uando Enrique Peña Nieto con-
cluyó la lectura de su “décima
decisión presidencial” y ofreció
que su gobierno “licitará dos ca-
denas de televisión abierta en
los siguientes meses”, el presi-
dente de Grupo Televisa, Emilio Azcárraga
Jean, se levantó de su asiento.
Iba a marcharse del recinto del Palacio
Nacional, en clara señal de disgusto. No
obstante, Bernardo Gómez, vicepresiden-
te de Televisa y su mano derecha, le sugi-
rió que permaneciera sentado.
Curiosos, los empresarios ubicados
en los lugares aledaños al asiento de los
hombres que llevan las riendas de Televi-
sa observaron la escena. Entre ellos, Ber-
nardo Quintana, de Grupo ICA; Ricardo Sa-
linas Pliego, de TV Azteca, y a unos cuantos
asientos de distancia, Carlos Slim, el mag-
nate de la telefonía mexicana (Telmex-Tel-
cel) y adversario de Azcárraga Jean en el te-
rreno del triple play.
La incomodidad se le notaba en el ros-
tro al heredero del imperio fundado por
Emilio Azcárraga Vidaurreta. A la salida
del recinto, Azcárraga Jean comentó: “A
ver quién le entra a lo de las cadenas de
televisión abierta. El pastel de la publici-
dad ahí no crece. Es de sólo 2% o 3%. La
banda ancha sí es el negocio”.
En el mismo compromiso décimo, Pe-
ña Nieto prometió “generar mayor com-
petencia económica, particularmente en
el sector de las telecomunicaciones. El ob-
jetivo es que todos los mexicanos tenga-
mos acceso a productos y servicios de ma-
yor calidad y a mejores precios”.
Y agregó que, por ello, en los próximos
días enviará “una iniciativa para recono-
cer en la Constitución el derecho de acce-
so a la banda ancha y un conjunto de re-
formas para generar mayor competencia
en telefonía, servicios de datos, televisión
y radio”; es decir, el triple play.
Tras bambalinas, los operadores de Te-
levisa y de TV Azteca presionaron a los ne-
gociadores del Pacto por México para que se
modificara el texto del Compromiso 43, re-
lativo a la competencia en radio y televisión.
Hasta la madrugada del domingo 2, el
texto original contenía una frase que mo-
lestó a los dos potentados de la televisión
en México, quienes controlan 95% de las
señales de televisión y acaparan los con-
tenidos tanto en señal abierta como en
restringida.
El texto original comprometía a la te-
levisión abierta a “ofrecer de manera gra-
tuita” sus señales a todos los operado-
res de televisión de paga; es decir, que
se aplicara la regla conocida como must
offer. Esta obligación, existente en otras
legislaciones internacionales de teleco-
municaciones, afectaría el dominio de
Televisa sobre los sistemas de televisión
por cable (tiene más de 55% de los sus-
criptores a través de Cablevisión, Cable-
más y TVI); de televisión satelital (Sky,
cuya competencia más fuerte es Grupo
Dish, de MVS), así como los planes de TV
Azteca de ingresar al mercado de la tele-
visión de paga.
Por medio de algunos legisladores del
PRI y del Partido Verde, así como de ase-
sores de Televisa, los dueños del duopolio
presionaron para que en el texto del “Com-
promiso 43” se modificara la frase relativa
a la gratuidad de las señales de televisión
abierta. Así quedó la redacción final:
“Se licitarán más cadenas nacionales
de televisión abierta, implantando reglas
de operación consistentes con las mejo-
res prácticas internacionales, tales como
la obligación de los sistemas de cable de
incluir de manera gratuita señales radio
difundidas (must carry), así como la obliga-
ción de la televisión abierta de ofrecer de
Recién estrenado el nuevo gobierno ya sintió la presión del duopolio
televisivo. El domingo 2, el presidente Enrique Peña Nieto acudió al Pa-
lacio Nacional para signar el Pacto por México. Entre los “compromi-
sos” de su gobierno, el décimo causó expectativa: iniciar el proceso de
licitación de dos cadenas de televisión abierta; planteaba, además, la
obligación para la televisión abierta de “ofrecer de manera gratuita”
sus señales a todos los operadores del servicio de paga. Esto último
desató la cólera de los potentados del duopolio, quienes de inmediato
ejercieron su poder para anular el punto. Tardaron menos de 24 horas
en conseguir su objetivo.
JENARO VILLAMIL
manera no discriminatoria y a precios com-
petitivos (subrayado del reportero) sus se-
ñales a operadores de televisiones de paga
(must offer), imponiendo límites a la con-
centración de mercados y a los concesio-
narios de varios medios masivos de comu-
nicación que sirvan a un mismo mercado,
para asegurar un incremento sustancial
de la competencia en los mercados de ra-
dio y televisión.”
De esta manera, en menos de 24 horas
el poder fáctico de las televisoras obligó a
cambiar una frase sustancial que hubie-
ra garantizado una competencia efectiva
en el mercado de las telecomunicaciones.
“Si dicho cambio se logró en unas ho-
ras, no hay que tener mucha imaginación
para anticipar lo que podría lograrse des-
pués”, comentó el especialista Gabriel So-
sa Plata.
G
e
r
m
á
n

C
a
n
s
e
c
o
Salinas Pliego. Presiones
PRESI DENCI A

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 11
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
“Se doblaron los negociadores”, afir-
mó la diputada federal del PRD, Purifica-
ción Carpinteyro, impulsora de una inicia-
tiva para reformar la Ley Federal de Radio
y Televisión, la Ley Federal de Telecomu-
nicaciones y la Ley Federal de Derechos
de Autor, cuyo objetivo principal es garan-
tizar un must offer gratuito para todos los
sistemas de televisión de paga.
“Yo no avalo el texto de ese compromi-
so. Seguiré empujando mi iniciativa de ley.
El PRD seguirá pugnando por que la televi-
sión abierta sea gratuita”, afirma Carpin-
teyro en entrevista con Proceso.
–¿Qué sucedió en esta negociación?
–se le pregunta.
–Yo no participé directamente. No hu-
bo consenso en esta parte, mientras tuvie-
ron que aceptar lo de la licitación de las dos
cadenas de televisión. Hacer que paguen
por la señal de televisión abierta es un sín-
toma del poder que tienen las televisoras.
Otros sectores descontentos con la re-
dacción final de este compromiso son la
mayoría de los cableros que no pertene-
cen al “bloque Televisa”, formado por las
empresas más grandes (Cablevisión, Ca-
blemás, TVI y la sociedad con Megacable).
Entre ellos, la Asociación de Redes de
Telecomunicaciones de México (ATRM),
que agrupa a la mayoría de cableros que
ha denunciado el dominio monopólico y
las tarifas impuestas por Televisa y TV Az-
teca para ofrecer sus señales de televisión
abierta a todas aquellas empresas de tele-
visión por cable no dominadas por las fi-
liales de Azcárraga Jean o por PCTV.
“La redacción implica una obligación
con dedicatoria únicamente a los cable-
ros y un derecho de cobrar sus servicios ‘a
precios competitivos’ disfrazados de obli-
gación”, afirma Salomón Padilla, vicepre-
sidente y representante legal de ATRM.
La propia Comisión Federal de Com-
petencia (CFC) ha respaldado la inicia-
tiva de la diputada Carpinteyro. En un
oficio enviado el lunes 3 a la legislado-
ra del PRD, el presidente de este órgano
desconcentrado, Eduardo Pérez Motta,
advierte que “el cobro por la retrans-
misión de señales de televisión abier-
ta por televisión restringida podría ser
utilizado para desplazar o impedir in-
debidamente la entrada de operadores
de televisión restringida, lo que podría
generar ineficiencias en el mercado de
televisión restringida.
“Por ello, el acceso gratuito de los medios
de comunicación a las señales de televisión
abierta contribuiría a eliminar los incenti-
vos que tienen las empresas que manejan
múltiples plataformas (que transmiten por
televisión abierta y televisión restringida) a
realizar prácticas anticompetitivas, lo que
permitiría eliminar las ineficiencias que se
generen con este tipo de conductas, en be-
neficio de los consumidores”, plantea en su
parte medular el oficio de Pérez Motta en-
viado para comentar la iniciativa de ley im-
pulsada por Carpinteyro.
Sólo promesas
Otras partes medulares del Pacto por Méxi-
co, firmado el domingo 2, prometen for-
talecer las funciones de la CFC, organis-
mo responsable de combatir las prácticas
monopólicas; utilizar las bandas de los 700
MHz y de los 2.5 GHz para el acceso a la
banda ancha en sitios públicos; “crear una
instancia responsable de la agenda digi-
tal”, y regular “a cualquier operador domi-
nante en telefonía y servicios de datos”,
en clara referencia al dominio ejercido por
empresas como Telmex y Telcel.
En el caso de la CFC, el pacto prome-
te dotarla de “mayores herramientas lega-
les mediante las reformas necesarias para
determinar y sancionar posiciones domi-
nantes de mercado en todos los sectores
de la economía; en particular se le otorga-
rá la facultad para la partición de monopo-
lios. Se precisarán en la ley los tipos pena-
les violatorios en materia de competencia
y se garantizarán los medios para hacerlos
efectivos. Asimismo, se acotarán los proce-
dimientos para dar eficacia a la ley”.
Al preguntarle cuál es su postura res-
pecto a este compromiso, Pérez Motta di-
ce a este semanario que lo más importan-
te no es agregarle facultades al organismo
que encabeza, sino “cuidar las que ya te-
nemos por ley y que no se puedan erosio-
nar a través de nuevas reformas”.
El presidente de la CFC no muestra mu-
cho entusiasmo con este compromiso. Rela-
ta que en Estados Unidos sólo se ha utiliza-
do tres veces en más de 100 años la facultad
del organismo antimonopolios para partir
empresas, como en el caso de AT&T.
“Esta facultad debe utilizarse en casos
verdaderamente excepcionales. Es más
importante preservar la facultad que tie-
ne la comisión para incidir en los activos
de las empresas monopólicas”, plantea.
Por su parte, en declaraciones a la
agencia Bloomberg, Carlos Slim, presiden-
te de Grupo Carso, afirmó en referencia in-
directa a este tema:
“Necesitamos regulaciones que esti-
mulen la inversión, que promuevan la co-
bertura y la competencia en todos los ser-
vicios. No necesitamos regulaciones que
únicamente penalizan a las compañías
por su tamaño.”
Entre los compromisos del Pacto por
México no se aclara cuál será la posición del
nuevo gobierno frente a la posibilidad del
cambio de título de concesión de Telmex
para que pueda ofrecer servicios de televi-
sión restringida y competir en el mercado
del triple play con Televisa y TV Azteca, sus
adversarios frontales en este tema.
Por otro lado, el polémico tema de la ban-
da de los 2.5 GHz, detentada en su mayoría
por la empresa MVS, se distendió por ahora,
luego del conflicto suscitado entre funciona-
rios del gobierno de Felipe Calderón y el con-
sorcio encabezado por Joaquín Vargas.
En su primera conferencia de pren-
sa, el nuevo titular de la SCT, Gerardo
Ruiz Esparza, dejó abierta la posibilidad
de un arreglo con MVS, al afirmar que
la administración de Peña Nieto “podría
dar marcha atrás al proceso de rescate
de la banda de los 2.5 GHz del espectro
radioeléctrico”.
Acerca del cambio de título de conce-
sión de Telmex, Ruiz Esparza fue aún más
vago. Afirmó que la SCT “estará abierta” a
las distintas posibilidades y todo depen-
derá de la posición de la empresa.
Nuevas cadenas
En el único asunto donde han sido más cla-
ros Ruiz Esparza y el propio Peña Nieto en
entrevistas de prensa es en el de la licita-
ción de dos nuevas cadenas de televisión.
El titular de la SCT, quien formó parte
del gabinete de Alfredo del Mazo en el Es-
tado de México, reiteró que la licitación de
las dos cadenas se efectuará en los próxi-
mos tres a cinco meses.
“Tenemos la instrucción de sacar en
los próximos meses la licitación de las dos
cadenas de televisión digital, lo que será
un evento sumamente importante para el
país. Estamos analizando las bases de la
licitación”, abundó el funcionario.
Las bases de licitación están en manos
de los integrantes de la Comisión Federal
de Telecomunicaciones (Cofetel). El pro-
yecto fue impulsado desde principios de
2011 por el actual presidente de este orga-
nismo, Mony de Swaan, pero ha enfrenta-
do múltiples obstáculos, así como diferen-
cias con los otros cuatro comisionados.
Al autorizar la fusión de Televisa y Iu-
sacell, la CFC puso como una de las seis
condiciones que se licitaran dos nuevas
cadenas de televisión digital. El plazo lí-
mite para conocer las bases de licitación
se cumplió el 30 de noviembre pasado, y
no se cumplieron.
Al preguntarle qué opina acerca de este
tema, Pérez Motta comenta que la licitación
de las dos nuevas cadenas de televisión di-
gital “es un compromiso que aplaudo” y
constituye “una muestra de que ni el Poder
Ejecutivo ni el Poder Legislativo se están ha-
ciendo bolas”.
–¿Tiene confianza en esta posibilidad
a pesar de que se cumplió el plazo del 30
de noviembre y no estuvieron listas las
bases de licitación?
–Mire, hay declaraciones del presidente
Peña Nieto en este sentido y además hay un
calendario que ya estableció el nuevo titular
de la SCT. Eso garantiza que, al menos, en
este tema hay un compromiso claro. O
12

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

PRESI DENCI A
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
Exigencia episcopal:
que Peña Nieto
Un comentario le merecen al recién nombrado presi-
dente de la Conferencia del Episcopado Mexicano, el
cardenal José Francisco Robles Ortega, los actos re-
presivos del sábado 1: el gobierno mexicano tiene que
asegurar la libertad de los ciudadanos para manifes-
tarse y disentir. En entrevista con Proceso –la primera
que concede desde que se hizo cargo de la arquidió-
cesis de Guadalajara– habla acerca de lo que podría
representar el inicio del sexenio de Enrique Peña Nieto
en un país tan lastimado…
FELIPE COBIÁN R.
G
UADALAJARA, JAL.- El nuevo pre-
sidente de la Conferencia del
Episcopado Mexicano (CEM) y
arzobispo de Guadalajara, el
cardenal José Francisco Robles
Ortega, no hace declaraciones
estridentes pero dice que espera un go-
bierno que cumpla sus promesas, que pa-
cifique, que respete la libertad y la disi-
dencia y que pueda ser cuestionado por
sus decisiones.
Sucede al cardenal Juan Sandoval Íñi-
guez, conocido por ser huraño, duro y arro-
gante. Robles Ortega es cálido, cortés, sen-
cillo, cercano a la gente y a los sacerdotes,
libertad y disidencia
respete
R
a
f
a
e
l

d
e
l

R
í
o

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 13
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
como lo exigían presbíteros diocesanos
que se rebelaron contra su antecesor.
Robles tiene varias encomiendas: vi-
cepresidente del recién concluido Sínodo
de Obispos, desde hace tres años repre-
senta al Consejo Episcopal Latinoameri-
cano (Celam) en Líderes Religiosos por la
Paz, del que es moderador, y hace dos se-
manas fue nombrado miembro del Ponti-
ficio Consejo para las Comunicaciones.
Dentro de sus ocupaciones se da tiem-
po para atender a quien se lo solicite. Has-
ta a los periodistas, a veces incómodos. El
martes 4 concedió a Proceso la primera en-
trevista desde que se hizo cargo de la arqui-
diócesis de Guadalajara en febrero pasado.
–¿Qué podemos esperar del cambio
de gobierno con Enrique Peña Nieto? –le
pregunta el reportero al décimo arzobis-
po tapatío.
–Siempre un cambio de gobierno nos
lleva a renovar la esperanza de un pueblo,
no obstante que siempre hay un margen
de inconformidad, porque es obvio que en
una democracia no se lleva todos los vo-
tos el que sale elegido. Pese a ese margen
de inconformidad, según el marco legal el
que salió es Enrique Peña Nieto.
“Al margen de esas dificultades siem-
pre hay una esperanza de que México
prospere, de que sea mejor para todos en
renglones muy urgentes y delicados, co-
mo los de seguridad, educación, oportuni-
dades de trabajo para todos, atención a la
juventud.”
–En medio de las protestas en su toma
de posesión y de la inseguridad generali-
zada, ¿se puede cambiar? ¿No hay riesgo
de que las cosas se agraven?
–No cabe duda de que el derecho a la
manifestación, a la expresión del disenti-
miento, debe permanecer, tiene que pre-
valecer. En lo que debemos tener mucho
cuidado es en que esto no derive en actos
vandálicos que vayan contra la ley, contra
la paz, contra la justicia y sobre todo con-
tra la integridad de las personas. Espero
que este haya sido un brote violento desa-
tinado y no vaya a ser la constante. El go-
bierno tiene que ser cuestionado en sus
decisiones, en su desempeño, y tiene que
asegurar la total libertad de que la ciuda-
danía se manifieste por medios pacíficos
y legales.
–Tras la guerra fallida del presidente
Calderón contra el narcotráfico, ¿qué es-
peranzas podremos abrigar?
–Esperanzas de que esto se vaya resol-
viendo, sobre todo porque el presidente di-
ce ser consciente de ese tema y de que debe
ampliar la estrategia. No ha dicho puntual-
mente en qué aspectos o cómo la va a am-
pliar, pero debemos suponer que por la in-
formación que tiene y por su propia visión,
sea una estrategia que pronto arroje resul-
tados en la pacificación del país, sobre to-
do en las regiones más críticas.
–Luego de su elección como presiden-
te de la CEM hay quienes hablan de un
emparejamiento con el grupo Atlacomul-
co, pues usted fue obispo de Toluca y tiene
amistad con Peña Nieto…
–El episcopado no hace esas conside-
raciones o esas motivaciones para elegir a
sus servidores como dirigentes. Creo que
en ningún momento, ni siquiera en broma
o en pasillo, se consideran esos aspectos.
La Conferencia del Episcopado lleva otra
dinámica; que coinciden los tiempos de la
elección de presidente de la República y
la del episcopado es otra cosa, pero le pue-
do garantizar que la Conferencia del Epis-
copado en ningún momento, para fijarse
en mí, tuvo en cuenta esos elementos.
–Se habla de que su nombramiento fue
para salir avante en las prioridades de la
Iglesia: familia, postura antiaborto, las bo-
das gay, la libertad religiosa…
–La postura de la Iglesia sobre temas
como esos es muy definida. Yo soy un obis-
po de la conferencia pero le puedo asegu-
rar que lo que yo diga como presidente en
esas materias es la postura del episcopado.
Es invariable, es la misma, es la única. De
tal manera que sea este gobierno que salió
electo o hubiese sido otro, de otro partido,
con otra persona, la Iglesia llevaría adelan-
te su agenda, que es pastoral, que es evan-
gelizadora y que trata de posicionar en la
conciencia de la comunidad estos temas.
–¿Oposición total al aborto, a los ma-
trimonios gay?
–Como tales, como matrimonio. Equi-
parar esas uniones con el matrimonio es
un contrasentido; lo mismo el tema de la
vida y de la libertad religiosa. En el mar-
co constitucional ha habido avances y se
buscarán más hasta lograr una verdade-
ra libertad religiosa, que no contraviene ni
se contrapone a un auténtico Estado laico.
–Un clérigo dentro del episcopado ha-
blaba hace poco de que el sacerdote debe-
ría poder ser elegido para un cargo público,
aunque el derecho canónico expresamen-
te lo prohíbe…
–En una sociedad de absoluta liber-
tad pudiera caber ese supuesto, pero des-
de el marco del derecho canónico –que es
la disciplina que nos rige en la Iglesia– es-
tá excluida esa posibilidad.
El martirio del Santuario
El Santuario de los Mártires, obra mag-
na de Sandoval Íñiguez y que una vez ter-
minado será el recinto católico más gran-
de de América, con capacidad hasta para
20 mil personas, fue objeto de escánda-
lo cuando el gobernador Emilio González
Márquez comprometió 90 millones de pe-
sos del erario para su construcción.
M
i
g
u
e
l

D
i
m
a
y
u
g
a
R
a
f
a
e
l

d
e
l

R
i
o
Peña Nieto. Emplazado
El Santuario. Obra inacabada
14

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
Sandoval aceptó el donativo y recibió
una primera entrega de 30 millones, pero
las protestas –incluso de muchos creyen-
tes– lo obligaron a devolverlo. Esto desace-
leró los trabajos. Al convertirse Sandoval
en emérito, la construcción se hizo más
lenta y durante semanas se paralizó.
Robles dice que va a continuar con el
proyecto. Luego de haber solicitado ha-
ce meses una revisión, precisa: “No se ha
parado en ningún momento, aunque esa
es la sensación. La estructura se terminó.
Hace ocho días se están corrigiendo algu-
nos detalles que no se previeron o se hi-
cieron sobre la marcha”.
Los integrantes del patronato le pidie-
ron que como iniciador de la obra dejara
como responsable directo y al frente del
patronato a Sandoval. Robles les respon-
dió, cortésmente, que él era el arzobispo,
el responsable de toda la diócesis, y orde-
nó lo que para algunos fue una revisión y
para otros una auditoría.
Ahora aclara: “Les pedí que como nue-
vo responsable de la arquidiócesis me
mantuvieran enterado de todo el proceso.
No es propiamente una auditoría. Les pe-
dí que me informaran del estado de las co-
sas. Ya las conozco (...) Me faltan algunos
detalles pero prácticamente ya estoy en-
terado de todo, no hay nada turbio, nada
que no se pueda dar a conocer. Lo que pa-
sa es que este momento de la construc-
ción es lento por lo que se trata y por lo
que implica en recursos y tamaño (…)
–La tentación de poder, de influencia,
¿le llega al arzobispo?
–Francamente yo ni por asomo veo es-
to como un poder, como un lugar de po-
der. Sencillamente lo veo con mucha res-
ponsabilidad. Más que un puesto de poder
es una encomienda sumamente seria, de
mucha responsabilidad para el presente y
para el futuro de esta Iglesia, para el pre-
sente y el futuro de la Iglesia de México.
“Como presidente de la Conferencia del
Episcopado Mexicano soy un obispo más,
no soy un superobispo. La presidencia no
me constituye en obispo por encima de to-
dos. Soy un servidor para asegurar la unión,
la comunión de todo el episcopado, y en-
contrar las líneas de trabajo que más con-
vengan a nuestro país. Solamente es eso.”
–Hasta hace muy poco se percibían las
ganas de influir en el poder público. Había
connivencia con el poder, con un goberna-
dor tan peculiar y un cardenal poderoso...
–Ah, no sé.
–¿Cuál es su relación con el cardenal
Sandoval?
–La relación siempre ha sido muy cor-
dial, muy amable. Me conoce desde semi-
narista; yo lo conozco a él desde que era el
padre Juan. En el episcopado llevo 21 años
de obispo y él es obispo desde hace un po-
co más, y siempre las relaciones han sido
buenas, respetuosas, cordiales, y esto ha
prevalecido aquí también. De mi parte no
hay esa tentación de poder. Hay una gran
responsabilidad de servicio y de eso debo
dar cuenta.
–Al asumir usted el arzobispado pro-
metió un acercamiento con otras religio-
nes. ¿Qué hay de eso?
–Hay canales de diálogo. Estamos por
celebrar la Jornada por la Unión de los
Cristianos; se hace oración de conjunto y
con otras confesiones, abiertos al respe-
to, al diálogo, nunca al enfrentamiento.
Abiertos incluso a colaborar con situacio-
nes y causas que vayan en bien de la so-
ciedad, del bien común. Por las distintas
pastorales se busca ese acercamiento y lo
está habiendo.
–¿Hay respuesta?
–Hasta ahorita no la he captado tan
fluida como la esperaría, como la desea-
ría, pero a la mejor es cosa de ir haciéndo-
la en el camino.
–Con la Luz del Mundo ha habido más
que un alejamiento…
–De ellos no he recibido ningún signo
de agresión o enfrentamiento. Pero tampo-
co de mi parte ha habido un acercamiento.
Pero lo habrá. Estoy dispuesto. Más bien lo
que he percibido en las zonas de la ciudad
donde están más presentes es una dificul-
tad de relación con las parroquias, pero no
más allá. No violencia, no agresión, sino di-
ficultad por los espacios.
–El mal que han hecho sacerdotes pe-
derastas, y sobre todo el caso de Marcial
Maciel, causó daño y hasta aversión a la
Iglesia…
–Desgraciadamente ha habido casos
graves, comprobados, y la Iglesia ya ha
puesto total y absoluta atención a este te-
ma. Otros casos no han sido comprobados,
pero la Iglesia ahora tiene la disposición de
lo que se expresa con la cero tolerancia.
–¿Por qué hubo encubrimiento? ¿De-
masiada tolerancia? ¿No fue exagerada
comprensión, caridad tal vez?
–Creo que en un momento la Iglesia
pensó tratar de manera correcta estos te-
mas y ahora resulta que se equivocó. En la
intención quizá no, pero en el tratamiento
sí. La Iglesia ha aprendido, estamos apren-
diendo con la historia y estos casos nunca
debieron tratarse como se trataron.
–¿Juan Pablo II encubrió o estuvo mal
informado del caso Maciel?
–Por lo que entiendo estuvo mal infor-
mado. Yo mismo lo he experimentado en
otras diócesis. A los quejosos se les hace
creer que el obispo o el arzobispo ya sabe...
y ha habido casos en que no. Y no me re-
fiero sólo a esta materia, sino a otros mu-
chos asuntos. A veces no llega la informa-
ción, esa es una realidad. Por eso yo no le
puedo decir que sí llegaron y que el Papa
no quiso hacer nada. Más bien le puedo
decir que por parte del Papa no creo que
haya habido complicidad.
PRESI DENCI A

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 15
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
La es tadunidense Sylvia Longmire, fundadora de una
consultora especializada en el análisis de la violencia
delincuencial en México, lo dice de manera tajante: el
presidente Enrique Peña Nieto “no puede cambiar mu-
cho la estrategia contra el narcotráfico seguida por
Calderón”. Su razonamiento es el siguiente: el priista
tendrá que definir la participación de los militares, pero
no se puede permitir cambiar la estrategia. De hacerlo,
corre el riesgo de enemistarse con su vecino Obama.
Lo paradójico, insiste, es que esta estrategia pasa por
mantener en libertad al Chapo Guzmán, el menos vio-
lento de los capos de la droga.
JORGE CARRASCO ARAIZAGA
J
oaquín El Chapo Guzmán se per-
fila para ser el gran aliado del
presidente Enrique Peña Nie-
to. La capacidad del jefe del Cár-
tel de Sinaloa para estabilizar el
negocio de las drogas ilegales en
México puede ayudar al nuevo presidente
en su prisa por reducir la violencia here-
dada del gobierno de Felipe Calderón.
Pragmática, esa solución no significa
que Peña Nieto se siente a negociar con
el narcotraficante “más buscado del mun-
do”, sino que agudice el debilitamiento de
Los Zetas, el principal enemigo del Cár-
tel de Sinaloa y una de las organizacio-
nes más violentas de México, asegura Syl-
via Longmire, oficial en retiro y exagente
de investigaciones especiales de la Fuerza
Aérea de Estados Unidos.
C
o
r
t
e
s
í
a

N
o
r
o
e
s
t
e

d
e

C
u
l
i
a
c
á
n
Y “El Chapo”,
eventual aliado...
16

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
Pero las Fuerzas Armadas mexicanas se
opusieron porque la operación parecida a
la cacería del líder de Al Qaeda, Osama bin
Laden, estaría a cargo de un comando de
la fuerza especial Seal (acrónimo inglés de
las palabras mar, aire y tierra), sin inter-
vención de militares mexicanos más que
para recibirlo (Proceso 1867).
Su detención ahora sería contraprodu-
cente porque dejaría en manos de grupos
más violentos el control del narcotráfi-
co, dice Longmire en entrevista telefóni-
ca realizada el martes 27 de noviembre a
propósito del artículo que publicó el 31 de
octubre pasado en smallwarsjournal.com ti-
tulado Por qué el arresto del Chapo podría ser
una mala cosa.
Un capo “racional”
Para la analista estadunidense, Guzmán
Loera es un delincuente de la vieja escue-
la que tiene al narcotráfico como negocio.
Incluido por tres años consecutivos en la
lista Forbes de los millonarios del mundo,
“está alejado de la violencia irracional de
Los Zetas”, el principal grupo que le dispu-
ta el control del narcotráfico en México al
Cártel de Sinaloa.
Como en su momento ocurrió con
Benjamín Arellano Félix, cuando era jefe
del Cártel de Tijuana, El Chapo tiene una
mentalidad empresarial. Entendió que la
violencia es muy mala para el negocio. Lo
mismo que Fernando Sánchez Arellano, El
Ingeniero, a quien se le identifica como el
actual jefe de esa organización delictiva.
No era el caso de Ramón Arellano Félix,
el más violento del cártel hasta que fue ase-
sinado en 2002 durante una balacera en Ma-
zatlán. Benjamín fue detenido ese mismo
año en Puebla, durante el gobierno de Fox,
y ahora está procesado en Estados Unidos.
Egresada de la Universidad del sur de
Florida en estudios de América Latina y el
Caribe, lo que le permitió trabajar en la sec-
ción de América Latina de la oficina de in-
vestigaciones especiales de la Fuerza Aé-
rea de Estados Unidos, Longmire refiere la
propia experiencia estadunidense para co-
locar la “forma tradicional del negocio” de
la droga en México por encima de un con-
trol violento de ese mercado ilegal:
En Estados Unidos la violencia de la
delincuencia organizada es mínima por-
que los líderes de los grupos delictivos son
más racionales y no son como aquellos de
los años veinte del siglo XX en Chicago o
Nueva York que se disputaron violenta-
mente el control del negocio del alcohol
cuando fue prohibida su venta legal.
Contundente, asevera que si Guzmán
Loera desaparece ahora del panorama del
narco en México no sería la mejor noticia
para el gobierno de Peña Nieto: “Si El Chapo
queda fuera de la foto, se pierde el hombre
más racional en el negocio de las drogas,
como ocurrió en su momento con Félix Ga-
llardo”. Lo mismo dice del otro jefe del Cár-
tel de Sinaloa, Ismael El Mayo Zambada.
Ante el hecho de que la Federación Si-
naloense también ha extremado la vio-
lencia para establecerse en diferentes
partes del país, señala: “Mi preocupación
son la motivación y las víctimas. Es cierto
que también comete asesinatos, corrom-
pe e infiltra las instituciones para man-
tenerse en el negocio, pero se conduce de
una manera más civilizada. Los Zetas no
tienen ese enfoque”.
Cita el caso del incendio del casino Ro-
yale en Monterrey, por parte de éstos en
agosto de 2011, en el que murieron 52 per-
sonas. Dice de la organización de origen
militar surgido como brazo armado del
Cártel del Golfo: extorsionan, secuestran,
están implicados en cosas terribles.
Conferencista sobre América Latina
en el curso de Dinámicas del terrorismo
internacional en la Escuela de Operacio-
nes Especiales de la Fuerza Aérea, la mili-
tar en retiro menciona que en su lógica de
negocios, el Cártel de Sinaloa está organi-
zado como una corporación, mientras que
Los Zetas están más centralizados, en la
misma concepción de cabecillas que utili-
zó Calderón en su “guerra al narcotráfico”.
La Federación de Sinaloa opera como
una enorme corporación, lo que la convier-
te en una suerte de organización sombrilla
para cárteles más pequeños, en la que la
presencia del Chapo es más simbólica que
la que tuvo El Lazca para Los Zetas. Su suce-
sor, Miguel Ángel Treviño Morales, El Z 40,
tampoco podrá tener ese alcance, sobre to-
Fundadora de Longmire Consulting,
dedicada al seguimiento de la “guerra de
la droga en México”, la firma considera al
Chapo Guzmán como un potencial aliado
de facto de Peña Nieto por su “orientación
empresarial, menos proclive a la violencia
irracional”.
El afamado líder de la “Federación Si-
naloense”, como también se conoce al Cár-
tel de Sinaloa, se formó en la clase de nar-
cotraficantes “racionales” que durante
años mantuvieron el negocio de las drogas
ilegales en México sin desbordar la violen-
cia. La consultora refiere a Pablo Acosta, je-
fe del narcotráfico en los años setenta en
Chihuahua, y a Miguel Ángel Félix Gallar-
do, de cuya organización se desprendieron
a finales de los ochenta los cárteles de Ti-
juana y de Sinaloa.
“El Chapo es un pensante racional. Perte-
nece a la clase de narcotraficantes que han
visto el negocio como una empresa”, dice
Longmire, quien fue capitán y agente espe-
cial en la Oficina de Investigaciones Espe-
ciales de la Fuerza Aérea de Estados Unidos,
donde se dedicó a contrainteligencia, con-
traespionaje y análisis en protección.
Retirada en 2005 de la milicia después
de ocho años de servicio, trabajó duran-
te cuatro años como principal analista del
Centro de Evaluación de Amenazas Terro-
ristas del estado de California, encargada
de reportar a los altos niveles de gobierno
sobre la violencia en la frontera con México.
Aunque su experiencia pasa por el aná-
lisis de la delincuencia organizada en Amé-
rica Latina, ahora se dedica a la consultoría
concentrada en la violencia de la delin-
cuencia organizada en México y sus posi-
bles efectos en Estados Unidos. El título de
su primer libro lo refleja: Cartel: The Coming
Invasion of Mexico´s Drug Wars (Cártel: la in-
vasión que viene de las guerras a las drogas en
México), publicado el año pasado en Estados
Unidos y que se editará en español en 2013.
Como muchos analistas y exanalis-
tas militares de Estados Unidos, Longmire
considera a los cárteles mexicanos de la
droga como una amenaza para la seguri-
dad estadunidense, más allá incluso de la
frontera con México.
Conocedora de la dinámica de los cár-
teles mexicanos de la droga, ve al Chapo
Guzmán Loera como factor de estabilidad
para el gobierno de Peña Nieto en el pro-
pósito del nuevo gobierno de bajar la vio-
lencia exacerbada por el control de la de-
lincuencia organizada en México.
Prófugo desde 2001, al inicio del gobier-
no de Vicente Fox, cuando se fugó del penal
de máxima seguridad de Puente Grande,
Jalisco, ha escapado de varios operativos
encomendados al Ejército para detenerlo.
Incluso, el Pentágono concibió un ope-
rativo quirúrgico, a solicitud de Calderón.
Longmire. Escenarios
h
t
t
p
:
/
/
r
e
d
r
o
o
m
.
c
o
m
PRESI DENCI A

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 17
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
do ya con la organización dividida, anota.
Encargada en el Pentágono de anali-
zar los temas que podrían afectar la se-
guridad del personal de la Fuerza Aérea
desplegado por el Comando Sur de Esta-
dos Unidos –que abarca Centroamérica, el
Caribe y Sudamérica–, Longmire sostiene
que el reto más grande para Peña Nieto en
materia de seguridad son Los Zetas.
Señala: Es un grupo poderoso, con pre-
sencia en gran parte del país, incluso en Si-
naloa. Ha crecido a partir de su separación
del Cártel del Golfo en 2010. No está organi-
zado de manera jerárquica, como los gru-
pos tradicionales del narcotráfico, y ope-
ra en una suerte de franquicias con células
que tienen un alto grado de autonomía pa-
ra extorsionar, secuestrar o asesinar, no só-
lo a sus enemigos, sino a inocentes, como
ocurrió con la matanza de 72 migrantes en
San Fernando, Tamaulipas.
El escenario real
Si las autoridades mexicanas detienen al
Chapo, Los Zetas irían por los territorios
del Cártel de Sinaloa, con todo y la violen-
cia que los caracteriza, abunda Longmire,
quien se presenta a sí misma como consul-
tora y analista con ocho años de experien-
cia militar en cumplimiento de la ley, seis
de experiencia analítica en América Latina
y más de cuatro de seguimiento de los gru-
pos mexicanos de delincuencia organizada
transnacional y de la violencia en la fronte-
ra entre México y Estados Unidos.
Menciona que organizaciones como el
Cártel Jalisco Nueva Generación y Los Caba-
lleros Templarios han surgido para sobrevi-
vir como grupos pequeños, pero que Los Ze-
tas tienen que desaparecer para disminuir
de manera sostenida la violencia en México.
Contraria a la idea generalizada de
que Calderón evitó meterse con el Cártel
de Sinaloa, refiere el asesinato de Ignacio
Nacho Coronel en julio de 2010 por parte
del Ejército, y la detención del Vicentillo, hi-
jo del Mayo Zambada, en marzo de 2009,
también por elementos de la Secretaría de
la Defensa Nacional (Sedena).
Duda de los alegatos de la defensa de Vi-
cente Zambada Niebla, ante una Corte fede-
ral en Chicago, sobre supuestos arreglos con
el gobierno de Estados Unidos para operar
en el tráfico de drogas hacia ese país.
Dice que a diferencia de otras organi-
zaciones, incluido el Cártel de Juárez, la
Federación Sinaloense es más difícil de
desestructurar debido a su organización,
que controla mucho territorio y mucha
gente. Incluso la considera como un fac-
tor para estabilizar Tamaulipas, donde se
encuentran los bastiones más importan-
tes de Los Zetas.
En momentos en que Peña Nieto se en-
contraba en Washington con el presidente
Barack Obama y la secretaria de Seguridad
Interna de Estados Unidos, Janet Napolita-
no, Longmire dijo que el nuevo presiden-
te de México “no puede cambiar mucho”
la estrategia contra el narcotráfico seguida
por Calderón.
“Su prioridad es reducir la violencia,
pero no se puede permitir cambiar mu-
cho. La Iniciativa Mérida, si bien no repre-
senta mucho dinero para México, ha de-
finido la estrategia. Si pretende cambiar,
entrará en conflicto con el gobierno de Es-
tados Unidos.
“Es lógico que haga algunos cambios,
sobre todo para bajar la violencia, pero tie-
ne que ser honesto con los cambios que
quiere hacer. Hasta ahora sólo se sabe que
quiere a la Policía Federal dentro la Secre-
taría de Gobernación, pero nada ha preci-
sado sobre la idea de crear una Gendarme-
ría Nacional. No se sabe nada en concreto
de lo que quiere hacer.”
Entre los posibles cambios en el nuevo
gobierno menciona el retorno de los mi-
litares a sus cuarteles. “Es insostenible.
No están preparados para eso. La mues-
tra son los abusos en derechos humanos”.
De acuerdo con la Comisión Nacional de
los Derechos Humanos, hubo cerca de 9
mil quejas contra el Ejército y la Marina
Armada de México durante el sexenio de
Calderón, aunque en proporción la segun-
da tuvo un mayor número de recomenda-
ciones (Proceso 1882).
Asegura que fue el propio Calderón,
quien solicitó una mayor presencia estadu-
nidense en México para enfrentar el narco-
tráfico. Pidió el sobrevuelos de aviones no
tripulados (drones) sobre el cielo mexicano
y la asistencia de agencias estadunidenses
para tener más capacidad de acción. Refi-
rió el operativo en el que la Marina Armada
de México ejecutó a Arturo Beltrán Leyva,
El Jefe de jefes o El Barbas, en Cuernavaca,
Morelos, en diciembre de 2009.
La oficial en retiro de la Fuerza Aérea
de Estados Unidos dice que para el gobier-
no de su país la Marina Armada de Méxi-
co “fue más confiable” que el Ejército. “Tal
vez están mejor entrenados, mejor pagados
o son menos corruptos. O tal vez una com-
binación de eso hizo que el gobierno y las
agencias estadunidenses estuvieran más
dispuestas a trabajar con ellos que con el
Ejército”.
Peña Nieto tendrá que definir la par-
ticipación de los militares, pero lo que no
se puede permitir es cambiar la estrate-
gia, que pasa, dice, por mantener en liber-
tad al Chapo Guzmán: “Es irónico, pero el
gobierno mexicano en el corto plazo tiene
muy pocas opciones para reducir la vio-
lencia y una de ellas es que El Chapo siga
como un hombre libre”. O
E
l único cambio entre las versio-
nes original y final del Pacto por
México –negociado por el PRI, el
PAN y la corriente Nueva Izquier-
da del PRD, y firmado el pasado
domingo 2– es de redacción.
El fondo sigue siendo el mismo: Apro-
bar las reformas estructurales propuestas
por Enrique Peña Nieto en temas fiscales,
de seguridad social y combate a la pobre-
za. Eran 105 compromisos. Quedaron 95.
Tampoco cambió el tenso ambiente de
la Comisión Política Nacional del PRD, que
el viernes 7 acordó posponer su XIV Con-
greso Nacional programado originalmen-
te para los días 14, 15 y 16 de diciembre.
En entrevista con Proceso Jesús Zam-
brano, presidente del PRD, dice que la pos-
posición del congreso se debe a que las
corrientes internas en desacuerdo con el
Pacto por México –que son la mayoría– se
están “dando un tiempo” para analizar el
documento y lograr acuerdos para suscri-
birlo porque, añadió, él sigue convencido
de la viabilidad del contenido.
Para su secretario general, Alejandro
Sánchez Camacho, la firma de dicho pac-
to tomó al PRD “en una etapa complicada”
porque en estos días se analiza la agenda
ROSALÍA VERGARA
18

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
Enrique Peña Nieto no consiguió su objetivo de tomar po-
sesión de la Presidencia de la República con el Pacto por
México ya firmado. Pero lo logró un día después de ren-
dir protesta. Jesús Zambrano, dirigente nacional del PRD,
accedió a signar el acuerdo con el PRI y el PAN pese a la
oposición dentro de su partido. Esto ya generó un nuevo
cisma en el sol azteca, al grado de que su Congreso Na-
cional debió ser pospuesto hasta que las tribus se pongan
de acuerdo. Si bien Zambrano insiste en la viabilidad del
pacto, otros actores políticos lo consideran una muestra
de regresión.
nacional del partido, se prepara la renova-
ción de sus órganos directivos en el Distri-
to Federal y se definen las estrategias pa-
ra las elecciones de 2013; además hay una
agenda legislativa que se pretende impul-
sar en el Congreso de la Unión.
Por eso “la firma está atravesando es-
ta agenda, lo que nos convoca a encon-
trarnos en dos escenarios: profundizar
una crisis o construir un acuerdo político
nacional”, destaca en entrevista con este
semanario.
Zambrano y su corriente Nueva Iz-
quierda quisieron justificar la decisión de
firmar el pacto con una encuesta de la em-
presa Mendoza Blanco y Asociados. El pre-
sidente perredista no mostró la encuesta,
sólo mandó a los militantes un correo elec-
trónico con un resumen:
“El conocimiento del pacto entre la
ciudadanía es muy alto: ocho de cada 10
encuestados saben de él y sigue a la alza.
Casi siete de cada 10 creen que será be-
néfico para el país. Aumenta el porcenta-
je de personas que cree que el PRD saldrá
beneficiado con su participación; en rela-
ción con otros momentos, hoy seis de ca-
da 10 personas lo creen; y si sólo se con-
sidera a quienes saben del pacto, serían
siete de cada 10.”
El 4 de diciembre, en su cuenta de Twi-
tter, Andrés Manuel López Obrador se re-
firió a ese documento: “El pacto, ese plato
de mentiras que quieren que nos trague-
mos, consiste en cooptar a todos y borrar
a la oposición: Totalitarismo. Guácala”.
Otro cisma perredista
Lo que el 28 de noviembre en Querétaro
fue un fracaso del equipo de Enrique Peña
Nieto, cuando se suspendió a última ho-
ra la firma del Pacto por México, se volvió
un triunfo el domingo 2, cuando PRI y PAN
convencieron a Zambrano de firmarlo.
Pero Sánchez Camacho desconoció el
acuerdo porque Zambrano lo había rubri-
cado “a título personal”. Comenzaron los
reclamos en la Comisión Política Nacional
contra el presidente del PRD porque a las
negociaciones previas a la firma sólo invitó
a Jesús Ortega, Guadalupe Acosta Naranjo y
Carlos Navarrete, miembros de su corriente.
Izquierda Democrática Nacional, a la
que pertenece Sánchez Camacho, obtuvo
el apoyo de los opositores a Nueva Izquier-
da para rechazar el contenido del pacto y
la forma en la que Zambrano lo negoció
con el gobierno. La situación se tensó tan-
to que el viernes 7 anunciaron la posposi-
ción del XIV Congreso Nacional.
Zambrano dice a Proceso que el mo-
tivo real de la posposición fue que la ne-
gociación del Pacto por México le impidió
“seguir de cerca los temas a tratar en el
Un pacto
Octavio Gómez
de cristal
PRESI DENCI A

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 19
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
Congreso, como los documentos básicos
del partido y la línea política”.
En un comunicado el PRD indicó: “En
consideración a que la agenda política na-
cional y los temas de discusión del XIV
Congreso Nacional requieren una mayor
reflexión y análisis de las propuestas que
se someterán a consideración en el perre-
dismo nacional, mismas que garanticen
una actuación responsable y socialmente
eficaz del PRD, la Comisión Política y el Se-
cretariado Nacional resolvieron posponer
el congreso”.
El texto de tres puntos firmado por
Zambrano y Sánchez Camacho indica que
en los próximos días se dará a conocer a la
militancia una ruta de operación política
para la reconstrucción de su agenda polí-
tica para los próximos meses, incluida la
agenda electoral de 2013.
Sánchez Camacho consideró que pro-
fundizar la crisis interna perredista sig-
nificaría retirar la firma del pacto y que
Zambrano dejara el cargo. Pero hay quie-
nes opinan “que se quede la firma del pac-
to como está, nos sumemos a la dinámi-
ca del pacto nacional y cabildeemos en
mesas de negociación aproximaciones de
una salida donde las partes sientan refle-
jadas sus posiciones sin que una se pro-
clame triunfadora sobre la otra.
“Eso permitiría tener una comisión
política y un consejo y un Congreso Na-
cional que sean puentes de convivencia
entre las dos grandes posiciones, que pre-
cisamente son los esfuerzos que se están
haciendo en estos días. Se están creando
bases para que el PRD permanezca como
un partido de izquierda alternativo. Y eso
pasa por un Congreso Nacional donde se
vea que pueden convivir.”
Zambrano insiste en que el fondo es
que desatendieron al partido por negociar
con el gobierno.
“El asunto del pacto nos llevó a desa-
tender lo del congreso y cosas pendientes,
documentos básicos, línea política, esta-
tutos y organización; los dejamos de la-
do, no se generaron las mejores condicio-
nes para tener a tiempo bien ordenados
los documentos.”
Consideró que el Congreso se realiza-
rá a finales de enero o principios de fe-
brero. La idea, añadió, es serenar los áni-
mos de los perredistas inconformes con
el acuerdo y que se abra un debate am-
plio para discernir los temas relaciona-
dos con el partido.
El primer “round”
Un día después de que Enrique Peña Nieto
tomó protesta como presidente, en medio
de enfrentamientos entre jóvenes, gru-
pos de choque y policías federales y capi-
talinos, se firmó el pacto en el Castillo de
Chapultepec.
El documento fue rubricado, en este or-
den, por: Enrique Peña Nieto, presidente de
los Estados Unidos Mexicanos; Jesús Zam-
brano Grijalva, presidente nacional del Par-
tido de la Revolución Democrática; María
Cristina Díaz Salazar, presidenta del Comi-
té Ejecutivo del Partido Revolucionario Ins-
titucional, y Gustavo Madero Muñoz, presi-
dente nacional del Partido Acción Nacional.
El Pacto por México consta de 18 cuar-
tillas. Lo único que cambia respecto del
proyecto original es la redacción, acepta
Zambrano.
En el borrador del documento se pro-
ponían plazos específicos para lograr cada
uno de los acuerdos. Después de las esce-
nas de violencia durante la toma de po-
sesión de Peña Nieto el sábado 1, llama la
atención que se retirara la propuesta de
crear la Ley de Suspensión del Ejercicio de
Derechos Humanos y Garantías. Sólo que-
dó el acuerdo de elaborar una ley sobre el
uso legítimo de la fuerza pública, “como
sucede en otros países”.
La interpretación final aborda estos
puntos con una redacción más relajada.
No menciona la creación de la ley de sus-
pensión del ejercicio de derechos huma-
nos y garantías, simplemente señala:
“Ley Reglamentaria del Artículo 29
Constitucional. Para reglamentar el Artículo
29 Constitucional se expedirá una nueva ley
que permita normar los términos y condi-
ciones de tal suspensión (compromiso 23).
“Ley Reglamentaria del Artículo 33
Constitucional en materia de expulsión de
extranjeros. Se creará una nueva ley que
reglamente el procedimiento para que un
extranjero pueda ser expulsado del país
(compromiso 24). Reforma a la Ley de la Co-
misión de los Derechos Humanos. Se ade-
cuará la actual ley para que sea consisten-
te con la reciente reforma constitucional
(compromiso 25).”
Antes se pedía “reformar los impues-
tos directos e indirectos”, ahora bajo el
rubro de “eficiencia recaudatoria” se es-
tablece el compromiso 69: “Se mejorará
y simplificará el cobro de los impuestos.
Asimismo se incrementará la base de con-
tribuyentes y se combatirán la elusión y la
evasión fiscal”.
El pacto signó un acuerdo para la segu-
ridad y la justicia: “El principal objetivo de
la política de la seguridad y la justicia se-
rá recuperar la paz y la libertad disminu-
yendo la violencia. En específico se focali-
zarán los esfuerzos del Estado mexicano
para reducir los tres delitos que más las-
timan a la población: asesinatos, secues-
tros y extorsiones. Para cumplir con estos
objetivos se implementarán las siguientes
acciones:
“Implantar un Plan Nacional de Pre-
vención y Participación Comunitaria. Se
focalizará en los municipios con más vio-
lencia del país el avance de un nuevo Siste-
ma de Seguridad Social Universal; progra-
mas de combate a la pobreza, las Escuelas
de Tiempo Completo, el Programa de Em-
pleo para Jóvenes y la recuperación de es-
pacios públicos junto con las comunida-
des. De igual forma se alinearán todos los
presupuestos para la prevención del deli-
to para que se convierta en una verdadera
prioridad nacional”, se explica en el docu-
mento difundido por la Presidencia.
El esquema de reforma a los cuerpos de
policía incluye la creación de policías esta-
tales coordinadas “para cuidar los barrios,
unidades habitacionales, mercados, zonas
turísticas y otros espacios públicos, y las
policías estatales asuman todas las labores
de seguridad pública bajo un esquema de
homologación de funciones y capacidades.
Se impulsará un esquema en coordinación
con las autoridades municipales.
“Se creará la Gendarmería Nacional co-
mo un cuerpo de control territorial que per-
mita el ejercicio de la soberanía del Esta-
do mexicano en todos los rincones del país,
sin importar su lejanía, aislamiento o con-
dición de vulnerabilidad (compromiso 76).”
Habrá en todo el país un sistema de jus-
ticia penal, acusatorio y oral, y códigos pe-
nales y de procedimientos penales únicos.
En el tema de los gobiernos de coali-
ción “se impulsará una reforma consti-
tucional para otorgarle al presidente la
facultad constitucional de optar entre go-
bernar con minoría política o gobernar
a través de una coalición legislativa y de
gobierno. En este caso, el presidente y su
partido construirán un acuerdo con una o
varias de las fuerzas opositoras en el Con-
greso para conformar una mayoría estable
para que ratifique lo siguiente: Un progra-
ma de gobierno que garantice su ejecu-
ción integral”.
Cuatro días después los priistas toma-
ron la tribuna del Senado para protestar
porque los panistas y perredistas “reventa-
ron” la sesión donde se pretendía aprobar
el dictamen de la Ley Orgánica de la Ad-
ministración Pública Federal, por el que se
acota la estructura de gobierno. Aunque se
aprobó en lo general, los senadores hicie-
ron vacío en la votación y no se alcanzó el
quórum para votarla en lo particular.
Con eso se impidió que los priistas ga-
naran la votación para suprimir el último
párrafo del artículo 27 de dicha ley, que
condicionaba la facultad del Senado pa-
ra ratificar los nombramientos del comi-
sionado de Seguridad Pública y al secre-
tario técnico de la Comisión de Seguridad
Nacional, que dependerán de la Secretaría
de Gobernación.
20

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012
PRESI DENCI A
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb25ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
22

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

PATRICIA DÁVILA Y SANTIAGO IGARTÚA
E
l operativo del 1 de diciembre
que provocó enfrentamientos en
San Lázaro y el Centro Histórico
de la Ciudad de México se con-
virtió en un caso espinoso para
las autoridades federales y lo-
cales, que deben determinar quiénes fue-
ron los autores intelectuales y materiales
de la actuación del grupo de choque infil-
trado entre los manifestantes que protes-
taban por la toma de posesión de Enrique
Peña Nieto.
Videos, fotografías y testimonios de
estudiantes, maestros, artistas y aboga-
dos, y hasta el relato de un integrante de
las fuerzas federales, coinciden en que
una treintena de personas adiestradas y
equipadas –portaban botas y uniformes
tipo militar, cascos, máscaras antigás, pa-
los y bombas molotov– actuaron de ma-
nera coordinada para agredir a los cuer-
pos policiacos y a los manifestantes. Entre
sus objetivos también estuvo el ataque a
establecimientos comerciales con el fin
de causar daños económicos, pero sobre
todo para dar lugar a enfrentamientos y
detenciones.
“Eran las cuatro de la mañana del día 1
de diciembre; integrantes de la asamblea
#YoSoy132 de la Facultad de Ciencias Polí-
ticas y Sociales llegaron al Monumento a
la Revolución; 45 minutos después inicia
la marcha hacia San Lázaro”, narran los
abogados de la Liga 1 de Diciembre, for-
mada espontáneamente para defender a
los 69 detenidos por la Secretaría de Segu-
ridad Pública del Distrito Federal (SSPDF).
Basados en un video subido al sitio
web emergenciamx.org y titulado 1DMX San
Lázaro y en otro llamado 1dmx Centro His-
tórico, analizan lo sucedido el día de la to-
ma de posesión de Peña Nieto. Ahí detec-
tan al grupo de choque infiltrado entre los
manifestantes.
El abogado David Peña explica el video
1DMX San Lázaro: “Entre consignas de ‘¡Va
a caer, va a caer, Peña Nieto va a caer!’ el
contingente camina pacíficamente has-
ta San Lázaro. Entre los minutos 1.16 y
1.29 se aprecia a un grupo de jóvenes con
el rostro cubierto con mascaras antiga-
ses, pañoletas, pasamontañas o cascos
amarillos. Iban armados con improvisa-
dos escudos y palos. Entre ellos caminan
hombres vestidos con traje de camuflaje.
Tratan de pasar inadvertidos, sin embargo
destacan porque el resto de los manifes-
tantes no portan el mismo equipo”.
En el minuto 4.9 se ve a dos jóvenes
con casco amarillo lanzando una bomba
molotov. A lo largo de la grabación se apre-
cia a varios de esos encapuchados atacan-
do a los policías federales apostados atrás
de las vallas que resguardaban el Palacio
Legislativo.
“Estos jóvenes que aparecen en 1DMX
San Lázaro como el grupo de choque, se
vuelven a apreciar en el video 1dmx Cen-
tro Histórico, sobre todo en el minuto 2.1;
nuevamente se alcanzan a ver los cascos
amarillos.
“Los dos que en las tomas de la prime-
ra grabación aparecen vestidos con uni-
forme de camuflaje tipo militar, a su vez,
en una fotografía se ven golpeando a un
civil, a quien tratan de despojar de una
bicicleta.”
Estudiantes de la UNAM también se
percataron de que había infiltrados:
“Al llegar a San Lázaro fuimos coloca-
dos por contingentes alrededor de la va-
lla que rodeaba el Congreso. Como a las
6:15 de la mañana algunos compañeros
comenzaron a golpear las vallas y a aven-
tar piedras hacia el lado interno del cer-
co resguardado por policías federales. Es-
to derivó en los primeros lanzamientos de
gases lacrimógenos por parte de los fede-
rales. La frecuencia con la que arrojaban
los gases aumentaba. Los lacrimógenos
fueron sustituidos por gas pimienta, que
lanzaban a varias decenas de metros de la
valla”, narra Flora, una de las participan-
tes en la manifestación.
La represión se agudizó: “Los federales
nos disparaban con balas de goma y agua
a presión, provocando heridas graves a
más compañeros. De nuestro contingente
nadie llevaba armas ofensivas de ningún
tipo, sólo nos dimos a la tarea de repartir
gasas con vinagre y rociar con refresco de
cola el rostro de quienes resultaban afec-
tados con los gases”.
De las 6:40 a las 11:45 horas esta tarea
fue desempeñada por varios jóvenes, en-
tre ellos Rafael Adrián Romero Escalante,
estudiante de la Facultad de Ciencias Po-
líticas y Sociales de la UNAM, uno de los
detenidos.
Integrantes del movimiento #YoSoy132
narran que entre las ocho y las 11 de la
mañana efectivos del Estado Mayor Presi-
dencial que estaban en el puente que co-
necta la salida de la TAPO con San Lázaro
“comenzaron a disparar balas de goma y
gas lacrimógeno contra un segundo con-
tingente que desde la estación del Metro
Moctezuma, caminando pacíficamente,
se acercaba al Palacio Legislativo.
“Había individuos vestidos de civil
fuertemente armados y encapuchados
detrás de las vallas. Un número importan-
te vestían pantalón caqui, playera negra
y un guante negro, además de otros con
vestimenta civil, a quienes después iden-
tificamos dentro de los contingentes. En
este tiempo fueron heridos de gravedad
Juan Francisco Kuykendall, profesor del
INBA, y José Uriel Díaz.”
Carlos Brito, quien fungió como uno
de los moderadores del debate de candi-
datos presidenciales organizado por el
movimiento #YoSoy132, relata lo siguien-
te en un testimonio publicado en el portal
loshijosdelamalinche.com:
“Me contaron que al avanzar hacia
San Lázaro ya tenían reportes de distur-
bios al frente, pero también que volver so-
bre su paso resultaba peligroso, ya habían
visto entre los policías federales, detrás de
la valla, a gente con cadenas y tubos co-
mo listos para recibir órdenes. Se sabían
acorralados. Habían quienes les incitaban
a continuar hasta donde se encontraba la
Un brutal
montaje
22

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
EL UNO DE DI CI EMBRE

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 23
Testimonios de quienes se vieron envueltos en la vorágine de violencia el sábado
1 en el centro de la ciudad y en las afueras del Palacio Legislativo, de sus abo-
gados y hasta de un policía federal, recabados todos por Proceso, apuntan a dos
hechos preocupantes: Que aprovechando las protestas contra la toma de pose-
sión de Enrique Peña Nieto, los enfrentamientos fueron producto de una trampa
montada con precisión por un grupo bien entrenado, armado y protegido por los
uniformados (una suerte de reedición del Batallón Olimpia), y que muchos de los
detenidos durante y después de los disturbios son sólo chivos expiatorios, algu-
nos de los cuales fueron brutalmente torturados.
EL UNO DE DI CI EMBRE

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 23
A
P

p
h
o
t
o

/

E
d
u
a
r
d
o

V
e
r
d
u
g
o
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
24

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

24

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

violencia,
también quienes les rogaban no seguir
más.”… Es decir, “una trampa”.
De acuerdo con la versión de uno de
los contingentes que partió de San Lázaro
hacia el Zócalo, el último grupo abandonó
las inmediaciones del Palacio Legislativo
a las 12:15: “Cuando nos aproximábamos
a Bellas Artes el contingente fue persegui-
do como por 200 granaderos que en pocos
minutos se multiplicaron.
“Las barricadas se crearon esperan-
do contener las detenciones y la ofensi-
va desplegada por la policía capitalina y
elementos vestidos de civiles. En esos mo-
mentos se notó la presencia de indivi-
duos a los que se les ha declarado como
infiltrados, por su
evidente acción provocativa, ofensiva y
desor ganizadora. Ellos no fueron recono-
cidos por ninguna de las organizaciones.
Y no fueron detenidos a pesar de que con-
taban con elementos distintivos.”
Otro testimonio de lo que sucedió en
el Centro de la ciudad es el de José Ángel
Martínez González en su declaración ante
la Agencia 50 del Ministerio Público:
“El sábado 1 de diciembre íbamos ca-
minando Diana Karina Rodríguez Rivera,
su hermana y yo sobre Reforma entre las
calles Río Amazonas y Río Támesis en di-
rección al Eje Central, era la 1:15 de la tar-
de cuando vimos a algunos jóvenes que
venían corriendo y detrás de ellos un gru-
po de granaderos. Mi reacción fue co-
rrer a calles aledañas hacia el Monumen-
to a la Madre cuando observo a un policía
deteniendo a un joven con violencia, ja-
lándolo y golpeándolo. Le grito que no lo
golpee. El policía me ve y me dice ‘Tú tam-
bién, pendejo’.
“Se acerca. Siento un golpe en la ca-
ra, otros en el brazo izquierdo y en el pe-
cho; le grito que me acaban de operar,
pero vuelve a pegarme. Alzo mi playera y
muestro la cicatriz de la operación reali-
zada el 20 de octubre de este año.”
Inmediatamente después fue dete-
nido: “Empujando, me ingresa a una pa-
trulla que se acercó y en la que había tres
JUAN CARLOS CRUZ VARGAS
E
l dramaturgo Juan Francisco Kuyken-
dall Leal llegó el primer día de diciem-
bre a las afueras del cerco de San Lá-
zaro. Quería hacer sentir su repudio
ante la toma de posesión de Enrique Peña
Nieto. Pero el artista itinerante no logró ma-
nifestarse: un artefacto estalló sobre su ca-
beza, y el dolor fue indescriptible.
La sangre derramada en su frente y la
exposición de masa cerebral fueron los pri-
meros cuadros que se difundieron en las re-
des sociales. De hecho, el Movimiento #Yo-
Soy132 señaló en su sitio en internet que
el también director de teatro había muerto,
aunque poco después los estudiantes des-
mintieron la versión.
Antes del mediodía del 1de diciembre,
Kuykendall Leal salió de su casa para unir-
se a las protestas en contra del nuevo presi-
dente priista. Se trataba de una manifesta-
ción más en sus 67 años de vida, la mayoría
de ellos dedicados a las tareas de luchador
social y de impulsor de la cultura en las zo-
nas con mayor marginación de la Ciudad de
México.
María Fernanda Kuykendall, hija de Juan
Francisco, relata a Proceso que su padre
“ha sido una persona que ha tenido una
preo cupación de que el teatro se difunda a
nivel social, que llegue a las comunidades
más marginadas. Para él, el teatro es una
manera de dejar una semilla a los niños y a
las personas. Esa ha sido su pasión”.
Entrevistada en el patio principal de la
Cruz Roja en Polanco, donde hasta el cierre
de esta edición Juan Francisco se halla en
terapia intensiva y en coma inducido des-
de el sábado 1, cuando fue intervenido me-
diante una neurocirugía, Fernanda habla so-
bre su padre:
“Es un ser muy humanista; nos ha dado
valores de amor, respeto y tolerancia hacia
los demás, incluso de ser personas abier-
tas para conocer diferentes culturas y na-
cionalidades. Es una persona amorosa, y
espiritualmente es una persona que predi-
ca amor.”
Como director de teatro, Juan Francisco
Kuykendall ha llevado numerosas historias a
diferentes delegaciones del Distrito Federal
y a zonas conurbadas del Estado de Méxi-
co, como Nezahualcóyotl, Ecatepec y Chal-
co, entre otros municipios y entidades.
En esos lugares, donde las calles son
polvo, las construcciones son grises y la po-
breza es el pan de cada día, la compañía de
teatro independiente Mitote –fundada por
Juan Francisco a principios de los años se-
tenta– se ha encargado de ofrecer una ven-
tana a otras realidades, lejos de la miseria,
Generaciones disímbolas,
la misma lucha
Octavio Gómez
H
a
n
s
-
M
a
x
i
m
o

M
u
s
i
e
l
i
k
Testimonios de la agresión
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
EL UNO DE DI CI EMBRE

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 25
jóvenes que desconozco. Ahí llega otro po-
licía a custodiarnos y me dice ‘agáchate,
pon las manos en la cabeza y no veas’. La
unidad inicia su avance, no logro ver na-
da hasta que desciendo de la patrulla a la
Agencia 5, localizada por San Cosme, en
donde se localizan siete jóvenes aproxi-
madamente; no me informan el porqué
de mi detención.
“Una señora nos dice: ‘Le puedo avisar
a alguien’ y toma fotos. El personal que la-
bora en la Agencia de San Cosme no sabía
qué hacer con nosotros, nos mantienen al
lado de las escaleras hasta que nos dicen:
‘Vamos a la 50’. Me sacan de la agencia to-
mándome por el pantalón y cuello.
“En la Agencia 50, en grupo nos ingre-
san a un cubículo. Ya me habían pedido
mis datos personales y tomado fotogra-
fías en distintos momentos sin pedirme
mi autorización y no me informan el mo-
tivo de mi detención, cargos o parte acu-
sadora”. Hasta aquí el relato de José Án-
gel Martínez.
Anarquistas se deslindan
De entrada el mismo 1 de diciembre el aún
jefe de Gobierno, Marcelo Ebrard, y el pro-
curador capitalino Jesús Rodríguez Almei-
da señalaron como responsables de los
“actos vandálicos” y de los “ataques” con-
tra los cuerpos policiales en las inmedia-
ciones del Congreso de la Unión y del Cen-
tro Histórico de la ciudad a
grupos “anarquistas”.
En conferencia de
prensa, integrantes de la
Alianza Anarquista Re-
volucionaria, Cruz Negra
Anarquista México y Blo-
que Negro Anarquista
acusaron a las autorida-
des capitalinas de utili-
zarlos como chivos ex-
piatorios para justificar
“la brutalidad” policia-
ca contra la manifesta-
ción en torno a la toma
de protesta de Enrique
Peña Nieto.
El miércoles 5 la Comisión de De-
rechos Humanos del Distrito Federal (CD-
HDF) elaboró un informe sobre lo ocurrido
en la zona del Centro y de San Lázaro. Do-
cumentó cuatro casos de posible tortura,
tres de ellos con choques eléctricos y uno
con tormentos físicos graves.
“A uno de ellos lo golpearon en el ros-
tro (ojos) y le imponen choques eléctricos
en una de las piernas. Igualmente fue gol-
peado en la cadera y tobillos. Otro de ellos
fue amagado con el arma, lo golpearon en
los genitales y le dieron choques eléctri-
cos en una de sus piernas. Antes de po-
nerlo a disposición del Ministerio Público,
la patrulla se detuvo, lo desnudaron, le to-
maron fotos desnudo y lo golpearon en las
costillas. (Nos refiere que los
choques eléctricos fue como con una es-
pecie de macana).
“Indica que en el caso de un joven de
20 años, al ser detenido fue golpeado y an-
tes de subirlo a una patrulla le aplicaron
choques eléctricos a la altura del hombro
y en el pecho. Otra persona fue detenida
en las inmediaciones del Monumento a
la Revolución. Lo ingresaron a un estacio-
namiento público, en donde lo golpearon,
lo tiraron al piso hasta quedar noqueado.
Un policía le hizo tocamientos de carácter
sexual, lo escupieron y jalándolo de los ca-
bellos lo subieron a la unidad vehicular”,
señala el documento de la CDHDF.
en el arte popular plasmado en obras tea-
trales como Sonata del alba, Las aventuras
de Perurima, El último Dodo y Esperando al
Zurdo.
Antes de recibir el impacto en su cabe-
za, Juan Francisco caminaba por las calles
cercanas a la Cámara de Diputados acom-
pañado por su amigo Teodulfo Torres, quien
además de oír los enfrentamientos, escu-
chaba los planes del dramaturgo para las
próximas semanas.
Juan Francisco Kuykendall, quien es ori-
ginario de Nuevo Laredo, Tamaulipas, tenía
pensado realizar un par de pastorelas en es-
te mes, y a principios del próximo año, una
parodia sobre Peña Nieto.
Con tristeza, su hija reflexiona: “Una ma-
nera de expresar lo que sientes es yendo
a una manifestación, como tantas que hay
en el mundo, donde uno puede manifestar
aquello con lo que no estás de acuerdo. La
intención era esa, pero ni siquiera llegó a la
manifestación. Lamentablemente pasó es-
te hecho”.
Fernanda Kuykendall respira profundo,
hace un silencio, mira al cielo y continúa:
“Yo creo que él ha apoyado a mucha
gente en situaciones difíciles… Es un hom-
bre de 67 años. Ya trae una historia de vida y
ha pasado por muchas etapas. Ha sido una
persona muy activa. Los resultados son to-
da esa gente que lo aprecia, que al pasar de
los años nos volvemos a reencontrar.”
En 1968 Juan Francisco egresó del Ins-
tituto Nacional de Bellas Artes (INBA) como
licenciado en artes dramáticas, fue militan-
te del Partido Mexicano de los Trabajadores
(PMT), formó parte de la Declaración de la
Selva Lacandona en 2005 y estuvo presente
en las demás declaraciones del Ejército Za-
patista de Liberación Nacional (EZLN).
El artista fue profesor de cine en la Es-
cuela de Periodismo Carlos Septién García,
y en 2006 también apoyó al Frente de Pue-
blos por la Defensa de la Tierra en Atenco,
ante la represión que dispuso justamente el
entonces gobernador del Estado de México,
Enrique Peña Nieto.
La culpa, del presidente
La actriz Eva Leticia Palma, esposa de Juan
Francisco, vive desde el 1 de diciembre
dentro de su camioneta color vino (un mo-
delo antiguo), la cual se halla estacionada
frente al nosocomio.
Sólo la acompaña a ratos un amigo del
dramaturgo. Eva Leticia culpa al nuevo pre-
sidente de la situación en la que se encuen-
tra su esposo.
La calle Juan Luis Vives se ve sola. No
hay más gente. La hija del activista, Ma-
ría Fernanda, está a punto de llegar, dice el
amigo del artista.
Se le pregunta a Eva Leticia si las auto-
ridades del gobierno federal o de la Ciudad
de México la han apoyado. Dice que no.
–¿Y la comunidad cultural o teatral?
–Tampoco…
El vehículo tiene una alfombra del mis-
mo color vino. Ahí, ella se encuentra senta-
da en un banco. Enfrente tiene una veladora
prendida. A su lado hay una bolsa de plás-
tico con mandarinas. El único sillón grande
de atrás es ocupado con ropa.
Cuenta que su esposo se encuentra es-
table. Pero ella, de tantas entrevistas que ha
dado, de repente sufre una tos muy fuerte
EL UNO DE DI CI EMBRE

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 25

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 25
O
c
t
a
v
i
o

G
ó
m
e
z
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
26

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

26

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

Según la abogada Rosalba Hernández,
de la Liga 1 de Diciembre, la detención de
los manifestantes tiene línea política: “Lo
afirmo porque no es posible que hayamos
terminado de declarar a las 2:30 de la ma-
drugada del lunes 3 a los 69 jóvenes y tres
horas después, a las 5:30 ya los estaban
trasladando a los reclusorios Norte y San-
ta Martha Acatitla.
“Nosotros ofrecimos como prueba
de la inocencia de ellos videos, fotogra-
fías. En qué momento valoraron todas las
pruebas que se les ofreció. No revisaron
nada. Incluso realizaron el traslado a
las 5:30 de la madrugada, cuando el plazo
legal vencía hasta las cuatro de la tarde.
No pueden meter a alguien a la cárcel só-
lo por cuestiones políticas, se supone que
estamos en un sistema de derecho. El ca-
so de Carlos Román Chávez era más que
evidente, con sólo ver el video, que no du-
ra más de dos minutos, tuvieron que dar-
se cuenta de que era totalmente arbitraria
su detención.”
Incluso en la presentación de los vi-
deos el miércoles 5 ante la juez 47, Patri-
cia Mora Brito, el Ministerio Público sólo
presentó cuatro como
prueba, uno de ellos
de Milenio, con testi-
monios de Ciro Gó-
mez Leyva, uno de
Foro TV y dos de la
SSPDF aportados por
el Ministerio Públi-
co; uno de estos re-
sultó dañado. Las to-
mas abarcaron los
puntos de Juárez, Eje
Central, Regina y Eje
1 Norte, con tomas
de las 12:30 a 13:30
de la tarde.
El abogado
Rubén Díaz Díaz se-
ñala que de entra-
da, de los videos
que aporta el MP
no se puede derivar ninguna imputación
directa contra ninguno de los detenidos. Y
explica que otra de las violaciones en es-
te proceso es que el tipo de delito que se
les imputa, el de daño a la paz pública, tie-
ne amplias connotaciones políticas en re-
lación con la libertad de expresión y ma-
nifestación de las ideas, porque además
permite que se pueda acusar de manera
plural sin un señalamiento de la descrip-
ción de la conducta individual:
“Por ejemplo, los cuatro policías que
hacen la acusación en contra de los dete-
nidos en avenida Juárez señalan a un gru-
po de personas que van haciendo des-
trozos, pero no mencionan a alguno en
particular cometiendo un delito especí-
fico. Esto se debe a que el delito de ata-
que a la paz pública, como está asentado,
permite que se haga una acusación de es-
te tipo, violando los derechos humanos y
coartando la defensa de los acusados.”
El grupo de abogados de la liga encar-
gado de hacer el análisis jurídico-político
del caso explica que hay gran cantidad de
videos en las redes sociales que muestran
tomas de atrás de las vallas de conten-
ción, donde hay jóvenes con cadenas que
pasan junto a un grupo de policías pre-
ventivos y no sucede nada. Más tarde se
detecta al grupo que opera en el exterior y
se enfrenta a los federales. Ahí los contin-
gentes de #YoSoy132 se repliegan en sen-
tido contrario al conato.
que la hace salir a la banqueta para
recuperarse. Con dificultad dice:
“Casi me ahogo.”
En ese instante llega Juan de
Dios Hernández Mongue, aboga-
do de presos de Atenco. Le ofrece
sus servicios:
“Señora, vengo a ofrecerle mi
apoyo incondicionalmente, a títu-
lo personal. Esto no debe quedar
impune.”
Le pregunta cómo se encuentra
Kuykendall, y ella le responde con
palabras entrecortadas por la tos:
“Está estable. Le ha bajado la
inflamación. Dice el doctor que los
dos coágulos que le encontraron, el
mismo cuerpo los irá desechando.
Me conformo con que nos reconoz-
ca, no importa si le cambio el pañal.
Estamos con esperanzas hasta el úl-
timo momento.
“Le hemos cantado y hablado…”
De nuevo interviene Hernández
Mongue:
“Eso le va a ayudar mucho. Pero espera-
ba ver aquí mucho movimiento, más gente,
del Movimiento #YoSoy132, no sé… Estoy a
sus órdenes… El gobierno ha minimizado el
caso de su esposo…”
La actriz, a quien se ve cansada y baja
de peso, dice que no han querido interponer
una denuncia legal hasta ver qué ocurre con
su esposo. Pero pide su correo y teléfono al
abogado.
Llega al lugar una amiga del matrimonio.
Una bailarina de flamenco, Zinnia. Seña-
la que el profesor siempre ha sido indepen-
diente y ha sabido vivir de su teatro:
“Se presenta en las delegaciones, en la
Feria del Hongo… de ahí saca su dinerito.
Vive con poco. ¿Cómo pudo ser esto? Los
dos, su esposa y el dramaturgo, andaban
juntos para arriba y para abajo. Pensé encon-
trar a Eva devastada, pero está entera. ¡Ad-
mirable! Ojalá y esto no quede sin castigo.”
Hace dos semanas, Kuykendall presen-
tó en el Monumento a la Revolución la obra
Es hora de hacernos agua, sobre la resisten-
cia indígena zapatista en Chiapas.
26

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

A
P

p
h
o
t
o

/

M
a
r
c
o

U
g
a
r
t
e
X
i
n
h
u
a

/

P
e
d
r
o

M
e
r
a
Kuykendall. Heridas de gravedad
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
EL UNO DE DI CI EMBRE

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 27

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 27
“¿Qué pasa? Que ellos intentaron con-
fundirse entre los estudiantes; llegaron,
provocaron a los federales con el fin de ac-
tivar la fase dos del operativo y provocar la
reacción de los grupos de la Policía Fede-
ral. Los uniformados responden al ataque
con gases y en el momento más álgido pa-
san a las balas de goma. En este momento
el grupo de choque ya va hacia el Centro,
mientras que en San Lázaro quienes reci-
ben las agresiones son los verdaderos ma-
nifestantes”, explican los abogados.
“Cuando están en eso”, continúan los
integrantes de la Liga 1 de Diciembre, “los
grupos de choque se van hacia el Zóca-
lo y operan igual. Llegan a Juárez, calien-
tan a los granaderos, rompen vidrios y la
policía durante un buen lapso de tiempo
sólo contiene. Cuando los policías y gra-
naderos activan la fase dos, de reacción,
empiezan las detenciones. De nuevo en lo
más álgido los incitadores se fueron. Entre
los detenidos hay algunos de los chavos
que participaron en las pedradas a la po-
licía, en patearles el escudo, pero no hay
nadie identificado en Starbucks, Banco-
mer o Banamex ni nadie que haya aventa-
do mosquetones o molotovs.
“Porque la actuación de esos gru-
pos está organizada en tiempos específi-
cos, saben en qué momento la policía va
a cambiar al segundo momento de reac-
ción. Entonces hay cinco momentos de
detenciones: Glorieta de Colón, aveni-
da Juárez, Filome-
no Mata y 5 de Ma-
yo, 20 de Noviembre
y Regina, y 5 de Ma-
yo y Eje Central. Mo-
mentos de disturbio
son dos: San Láza-
ro y avenida Juá-
rez. No hay distur-
bios de Eje Central
hacia el Zócalo y la
mayoría de la gen-
te fue detenida en
ese cuadrante. Es
incongruente”.
Para los aboga-
dos-analistas esto
evidencia que había grupos de civiles ar-
mados coordinados con policías de Se-
guridad Pública y Policía Federal: “Hay
evidencia de la permisividad, no de la
coor dinación”, dicen.
–¿Por qué? –se les pregunta.
–La hipótesis que tenemos, que sólo es
eso, una hipótesis que se tendría que co-
rroborar, es que quien organiza el desma-
dre es Manuel Mondragón. Lo hace todo el
30 de noviembre como encargado de Se-
guridad Pública del DF y el 1 de diciem-
bre como encargado de la Federal. No hay
una detención de los chavos incitadores,
por eso nuestra idea es que fue planeada,
orquestada por él. A quien le subió el cos-
to político fue al Gobierno del DF y de pa-
so queda bien con Peña Nieto al aplacar a
los jóvenes del #YoSoy132 que lo estuvie-
ron jodiendo toda su campaña.
Por otra parte, si este caso marca un
estándar, aseguran que nadie va a salir a
protestar contra Peña Nieto porque si lo
haces “te van a echar 20 o 30 años de cár-
cel. Entonces, que se quede Peña Nieto”.
“El papel del procurador del DF, Jesús
Rodríguez Almeida, nos sorprende, por-
que les pudo haber imputado daño en
propiedad, lesiones, resistirse al arresto,
insultos a la autoridad, robo... pero les im-
puta un tipo de delito de naturaleza polí-
tica, equiparado con terrorismo en otros
países. Y esto manda un mensaje político:
de acallar la manifestación social cuando
“Juan Francisco ha dedicado su carre-
ra a la producción de teatro popular de calle
como una expresión de denuncia social. Se
ha presentado en puntos estratégicos de la
capital mexicana, y también durante el plan-
tón en contra de la supervía realizada por
Marcelo Ebrard”, finaliza su esposa.
“Un ojo no es nada”
Juan Uriel Sandoval Díaz sale del Hospital
General sin el ojo derecho, en una silla de
ruedas, con unos lentes oscuros, la barba
crecida y la voz quebrada y llena de coraje,
reclamando justicia:
“Pido la liberación de los compañeros
que injustamente fueron presos. Esta lucha
no terminará hasta que la miseria termine.
Un ojo no es nada. Muchos seres huma-
nos no tienen qué comer todos los días. Los
obreros tienen que ir a las fábricas agachan-
do la cabeza para dar de comer a sus hijos.
Los campesinos pierden sus tierras y nadie
hace nada.”
Es la mañana del 6 de diciembre. El sol
brilla intensamente y más de 100 estudian-
tes de diferentes universidades escuchan a
Uriel Sandoval Díaz, estudiante de licencia-
tura en medio ambiente y cambio climático
en la Universidad Autónoma de la Ciudad de
México (UACM).
Uriel alza la voz y agrega ante las gra-
badoras y micrófonos de los medios de co-
municación: “Pido justicia para todos los
compañeros que han sido asesinados en el
movimiento social. Pido justicia, libertad pa-
ra los presos políticos, porque la libre mani-
festación de las ideas es un derecho que to-
dos tenemos y que el Estado no nos puede
arrebatar”.
La abogada del joven, Abigail Esca-
lante Tirado, se abre paso entre pancar-
tas que rezan: “El Estado que violenta… el
Estado criminal. Apoyo total a Uriel”; “Es-
tado criminal, deja a nuestro compañero
Uriel en paz”; “… se ha roto el cerco, aho-
ra somos una valla”; “Los estudiantes no
son delincuentes, su único delito es ser
consecuentes”.
Mientras avanza, Abigail informa que
“Uriel fue constantemente acosado por ele-
mentos de la Policía Federal, que inclu-
so se presentaron en la madrugada del 2
de diciembre con el objetivo de trasladarlo
del hospital, pero ante la presión de las or-
ganizaciones, no pudieron llevar a cabo su
propósito”.
Refiere que él participaba en la mani-
festación en la Cámara de Diputados y que
cuando la Policía Federal comenzó a lan-
zar bombas de gas lacrimógeno y a disparar
balas de goma corrió sin rumbo fijo para po-
nerse a salvo, pero de pronto sintió un fuerte
golpe en el ojo que lo hizo caer al piso, ba-
ñado en sangre.
Uriel Sandoval anuncia al salir del no-
socomio, enclavado en la colonia Docto-
res, que ya interpuso una denuncia ante la
Procuraduría General de la República (PGR)
en contra de quien o quienes resulten res-
ponsables de la agresión que sufrió duran-
te los disturbios de 1 de diciembre, por los
presuntos delitos de tentativa de homicidio
y abuso de poder. (Con información de Co-
lumba Vértiz de la Fuente.)

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 27
EL UNO DE DI CI EMBRE
O
c
t
a
v
i
o

G
ó
m
e
z
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
28

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

28

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

menos en los próximos seis años. Esta
es nuestra hipótesis a partir de los he-
chos, de los videos, de la actuación, de
la operación de las corporaciones, de los
manifestantes y el grupo de choque”.
Testimonio policiaco
De acuerdo con el testimonio de un po-
licía federal de la Coordinación de Res-
tablecimiento del Orden Público, que
aceptó hablar con Proceso a condición
de no difundir su nombre y que parti-
cipó en el cerco en torno al Palacio Le-
gislativo, el grupo de inteligencia de esa
corporación había identificado el prin-
cipal punto de tensión entre Congreso
de la Unión y Fray Servando. Sin embar-
go, sostiene el policía, apareció un grupo
de alrededor de 30 jóvenes que calzaban
botas de tipo militar, cascos y llevaban
granadas de gases, “y pudimos observar
que estaban entrenados” para atacar a
la policía.
Este grupo, continuó, se incorpo-
ró sobre Eduardo Molina al contingente
que arremetía contra la valla metálica.
Explica que pasadas las 11 de la maña-
na un camión pesado conducido por un
manifestante se impactó contra el mu-
ro de metal y abrió un boquete. En esa
acción un policía que no logró esquivar
el vehículo quedó atrapado entre el ca-
mión y la valla. Lo trasladaron a un hos-
pital, donde lo reportaron con múltiples
fracturas en la pierna.
En ese momento, asegura, “nuestro
jefe, uno de los tres comandantes que
estaban al mando ese día, dio la orden
a su escolta de disparar con las escope-
tas lanzagranadas para contener a los
manifestantes, porque se les estaban
saliendo de control. Ellos, los integran-
tes del cuerpo de escoltas, eran quienes
portaban unas seis escopetas. Tanto las
granadas de goma antibarricada como
las balas que fueron disparadas las pro-
porcionó el jefe de logística”.
Explica que dispararon cartuchos de
goma de 38 milímetros. Estos proyecti-
les tienen en la punta una goma dura
de alto impacto que, al hacer contacto,
provoca severos daños en el cuerpo. “La
orden fue tirar sin identificar a ningún
blanco, a ninguna persona, sino al gru-
po, para frenarlos”. Y efectivamente, pe-
se a que se había roto la valla, el grupo
se detuvo y retrocedió. Entonces “avan-
zamos tras ellos, pero no hicimos nin-
guna detención”.
Asegura que en cuanto Peña Nieto y
Felipe Calderón se retiraron del Palacio
Legislativo, los regresaron a su cuartel
en Iztapalapa, “donde en la reunión de
evaluación llamaron la atención al ofi-
cial que dio la orden de disparar sin ha-
berla consultado con su superior”.
El secretario de Gobernación, Mi-
guel Ángel Osorio Chong, declaró el
jueves 6 que la fuerza federal no usó
ningún tipo de armas y que esperará
el reporte de los médicos que atendie-
ron a los heridos para determinar cómo
fueron lesionados, para actuar en con-
secuencia. O
28

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

GLORIA LETICIA DÍAZ
D
istinguido por la ONU co-
mo presidente de la Red
Global de Ciudades Segu-
ras, Marcelo Ebrard impu-
so su sello de intolerancia a
movimientos sociales y de
criminalización de la juventud hasta
el último minuto de su gobierno en el
Distrito Federal.
Para representantes de varias orga-
nizaciones sociales, sólo así se explica
el comportamiento de cientos de poli-
cías desplegados en el Centro Histórico
de la Ciudad de México durante la to-
ma de posesión de Enrique Peña Nieto.
Los policías capitalinos estuvieron
horas antes bajo el mando de Manuel
Mondragón y Kalb, actual encargado
de despacho de la Secretaría de Segu-
ridad Pública federal, dependencia a la
que le correspondió coordinar las ac-
D
a
v
i
d

D
e
o
l
a
r
t
e
H
a
n
s
-
M
a
x
i
m
o

M
u
s
i
e
l
i
k
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
EL UNO DE DI CI EMBRE

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 29
EL UNO DE DI CI EMBRE
tigación abierta por la detención de 238
reggae toneros en julio de este año.
La recomendación en cuestión alu-
de a otra, la relacionada con la muerte de
12 personas –nueve de ellas jóvenes y tres
policías– en un fallido operativo policia-
co en 2008 en la discoteca New’s Divine,
en la delegación Gustavo A. Madero, y que
le costó el puesto al entonces procurador
Rodolfo Félix Cárdenas y al titular de la
Secretaría de Seguridad Pública (SSP) ca-
pitalina, Joel Ortega.
La recomendación 11/2008 por hechos
que marcaron el gobierno de Ebrard ha-
cía señalamientos precisos al entonces je-
fe de Gobierno para tomar medidas ten-
dientes a evitar la criminalización de los
jóvenes de la capital, situación que cua-
tro años después, según la CDHDF, no ha
cambiado.
La recomendación de 2008 fue emitida
por el entonces presidente de la CDHDF
Emilio Álvarez Icaza, quien desde julio de
este año es secretario ejecutivo de la Co-
misión Interamericana de Derechos Hu-
manos (CIDH), organismo que por cierto
hasta el viernes 7 no se había pronuncia-
do sobre la represión del 1 de diciembre
en México.
Detenciones arbitrarias y torturas
Esos son los antecedentes que para la
CDHDF explican la actuación de los cuer-
pos policiacos capitalinos contra los jó-
venes, al grado de considerar que las au-
toridades capitalinas encabezadas por
Marcelo Ebrard criminalizaron a este sec-
tor de la población.
“El patrón común de estos casos ha si-
do la ejecución de detenciones arbitrarias
en perjuicio de jóvenes”, indica el informe
divulgado el jueves 6 con el objetivo ex-
plícito de incidir en el criterio de la juez
47 de lo Penal, Carmen Patricia Mora Bri-
to, según admitió González Placencia an-
te los medios.
El documento refiere que para el orga-
nismo son 88 los agraviados por las actua-
ciones policiacas, de los cuales 22 estarían
plenamente identificados como víctimas
de detenciones arbitrarias y cuatro suje-
tos a torturas antes de ser remitidos a las
instalaciones del Ministerio Público el 1 de
diciembre.
El viernes 7 la CDHDF añadió 10 ca-
sos a la documentación de arrestos ilega-
les. Hasta el cierre de esta edición perma-
necían en el Reclusorio Norte y en Santa
ciones de la Policía Federal afuera del Pa-
lacio Legislativo de San Lázaro durante la
toma de protesta de Enrique Peña Nieto.
De las denuncias ciudadanas y de las
investigaciones realizadas por la Comisión
de Derechos Humanos del Distrito Fede-
ral (CDHDF), presidida por Luis González
Placencia, se puede concluir que los poli-
cías capitalinos replicaron una conducta
aprendida durante el sexenio de Marcelo
Ebrard y antes, cuando el exjefe de Gobier-
no fue secretario de Seguridad Pública.
El informe preliminar de la CDHDF, co-
ordinado por el primer visitador Mario Pa-
trón Sánchez, inicia su recuento con re-
soluciones del organismo por hechos
ocurridos en 2011 y 2012 relacionados con
la actuación irregular de policías ante las
llamadas “fiestas clandestinas” –que dio
lugar a la última recomendación del or-
ganismo a Ebrard, la 20/2012– y la inves-
Pese a su bien cuidada imagen como alcalde de una ciu-
dad progresista y tolerante, el exjefe del gobierno capitalino
Marcelo Ebrard en los hechos ha demostrado desde hace
años su aversión hacia los jóvenes –especialmente los que
se atreven a protestar contra los abusos de la autoridad– y
los luchadores sociales. Deslumbrado por Rudolph Giuliani,
quien pacificó Nueva York, copió su política de “tolerancia
cero” y la aplicó aquí a rajatabla. Un largo rosario de denun-
cias, testimonios y recomendaciones de la CDHDF da cuen-
ta de la verdadera cara, la represiva, de quien hace poco fue
nombrado presidente de la Red Global de Ciudades Seguras.
La marca de Ebrard:
y
intolerancia
represión
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
30

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

Martha Acatitla 69 personas acusadas de
delitos contra la paz, que tienen una pe-
nalidad de cinco a 30 años de prisión.
“El 80% de los detenidos tienen menos
de 30 años, lo que habla de que se trató de
un operativo muy planeado, selectivo en
contra de los jóvenes; fue un ataque fron-
tal”, acusa Juan de Dios Hernández Monge,
del Colectivo de Abogados Zapatistas, que
el 1 de diciembre se integró con un equi-
po de al menos 30 abogados para defender
gratuitamente a los jóvenes reprimidos por
las fuerzas policiacas capitalinas.
Con una experiencia de 35 años, Her-
nández Monge ve en los hechos ocurridos
el 1 de diciembre similitudes con otros
ocurridos el 2 de octubre de 2003 y “que
pintan de cuerpo completo la forma de ac-
tuación de las policías del DF y sobre todo
de Marcelo Ebrard Casaubón”.
Hace nueve años, recuerda, siendo
Ebrard secretario de Seguridad Pública con
Andrés Manuel López Obrador como jefe
de Gobierno, le tocó defender a decenas de
jóvenes que, “como los de ahora”, fueron
acusados por delitos que no cometieron.
“El 2 de octubre de 2003 hubo un ope-
rativo que consistió en instalar retenes
con la Policía Ministerial, entonces Policía
Judicial, en las estaciones del Metro San
Cosme, Revolución y Buenavista; junto a
cada retén pusieron un camión de gra-
naderos vacío. Todos los jóvenes con pe-
los colorados, piercings, tatuajes, vestidos
de negro o con estoperoles eran detenidos
para una ‘revisión de rutina’. A algunos los
subían a los camiones. Esto empezó a las
12 del día y la marcha estaba convocada
a las cuatro”, rememora el abogado, inte-
grante ahora de la Liga de 1 de Diciembre.
Los vehículos con jóvenes fueron tras-
ladados a las afueras del Museo del Cho-
po, cuenta, hasta que los policías recibie-
ron órdenes de trasladarlos a la Agencia
50 del Ministerio Público, luego de que se
difundió la información de que había des-
manes y daños en comercios y agencias
de automóviles.
De acuerdo con el seguimiento que dio
el diario Reforma a los hechos del 35 aniver-
sario de la matanza de Tlatelolco, 75 jóve-
nes, 31 de ellos menores de edad, fueron
puestos a disposición del Ministerio Públi-
co por los daños causados a los comercios,
estimados en 10 mil millones de pesos.
“Los muchachos que habían estado en
los camiones de granaderos, algunos des-
de las 12 del día, fueron acusados de los
desmanes. ¿Cuál fue el resultado? Todos,
absolutamente todos salieron libres pues
la policía no pudo demostrar sus acusa-
ciones. Eso es lo que creo que va a pasar
ahora; cómo van a poder acreditar hechos
que no ocurrieron el 1 de diciembre”, re-
flexiona Hernández Monge en entrevista
con Proceso.
Contra movimientos sociales
Adrián Ramírez López, presidente de la Li-
ga Mexicana por la Defensa de los Dere-
chos Humanos, coincide en que como en
2003 “los verdaderos responsables de los
desmanes, que deben ser castigados, no
están detenidos”.
Para el defensor, en este caso como en
otros en los que la policía capitalina ha ac-
tuado contra movimientos sociales, “esta-
mos frente a un fraude judicial en el que la
policía trata de aparentar que está inves-
tigando y va a actuar contra la impunidad,
pero fundamentalmente se está actuando
contra personas que tienen una camise-
ta de #YoSoy132, que protestan, que usan
rastas, es decir, se trata de una razzia”.
En entrevista coincide con Hernández
Monge en que precisamente en el último
mes de gobierno de Ebrard la policía capi-
talina actuó contra movimientos sociales,
aunque ya lo había hecho antes de mane-
ra generalizada.
El 18 de noviembre, estando aún Mon-
dragón y Kalb al frente de la SSP capitali-
na, granaderos reprimieron una manifes-
tación contra las corridas de toros afuera
de la Plaza México.
Los convocantes de la movilización
eran activistas de la organización Derecho
sin Fronteras que desde una semana antes
anunciaron la protesta en las redes socia-
les. Pese a que la manifestación fue pacífi-
ca, agentes de la SSP la disolvieron violen-
tamente y detuvieron a cuatro activistas a
los que acusaron de robo y a quienes re-
mitieron a la Agencia 50 del Ministerio Pú-
blico, donde fueron liberados bajo caución.
Cinco días después, el 23 de noviem-
bre, unos 200 granaderos destruyeron un
campamento en las inmediaciones de la
colonia Malinche, símbolo de la resisten-
cia de vecinos y ambientalistas integra-
dos al Frente Amplio contra la Supervía
Poniente.
El campamento en el que estaban dur-
miendo 30 activistas la madrugada del 23
de noviembre había sido instalado desde
el 26 de julio de 2010 y formaba parte de
una serie de recursos a los que acudieron
vecinos y defensores de la reserva del Bos-
que de Tarango.
El desalojo se inició en la madrugada
en un operativo encabezado por represen-
tantes de las concesionarias OHL y Copri,
denunciaron los integrantes del frente.
Los policías utilizaron gases lacrimóge-
nos, provocaron un corto circuito en la co-
lonia Malinche y horas después quema-
ron el campamento.
“Fue un mensaje muy claro de parte
de Marcelo Ebrard –dice a esta reportera
Cristina Barros, vocera del movimiento–;
después de años de mantenernos firmes
en la defensa del medio ambiente, era ob-
vio que le resultábamos muy incómodos a
él y a las empresas que tienen interés en
la zona (de acceso a Santa Fe); el jefe de
Gobierno no podía dejar su gestión sin de-
mostrar su desprecio hacia nosotros.”
El último día de su mandato Ebrard in-
auguró la Supervía Poniente, autopista ur-
bana de cuota, aún inconclusa y conce-
sionada a las empresas Copri y OHL. La
inversión, totalmente privada, fue de 23
mil millones de pesos, según declaró a los
medios el exsecretario de Obras, Fernando
Aboitiz el pasado 13 de septiembre.
Para el director ejecutivo de la Red por
los Derechos de la Infancia en México (Re-
dim), Juan Martín Pérez García, las deten-
ciones del 1 de diciembre responden a “la
política de tolerancia cero que Marcelo
Ebrard le compró a Rudolph Giuliani (exal-
calde de Nueva York) cuando era secreta-
rio de Seguridad Pública” y que ha afectado
a la población juvenil y a la callejera, entre
otras tradicionalmente discriminadas.
Para los gobiernos que sostienen la
“tolerancia cero” y recurren a las salidas
fáciles para dar respuesta a las exigencias
D
a
v
i
d

D
e
o
l
a
r
t
e
Reggaetoneros detenidos
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
EL UNO DE DI CI EMBRE

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 31
mediáticas, dice, “los jóvenes, en particu-
lar los punketos o rastafaris o aquellos no
peinados con gel, pueden ser considera-
dos sospechosos”.
En entrevista Pérez García recuerda las
detenciones masivas de jóvenes durante
la administración de Ebrard, así como de
la política de limpieza social, de la que se
negó a dar cuenta ante la Comisión Inte-
ramericana de Derechos Humanos (CIDH)
al no asistir a una audiencia ex profeso en
noviembre en Washington.
La Redim, la CDHDF y la Alianza Mexi-
cana de Poblaciones Callejeras notificaron
a la CIDH que en los últimos tres años el
organismo que preside Luis González Pla-
cencia ha documentado 65 quejas y emiti-
do seis recomendaciones a la SSP, a la Pro-
curaduría del DF y a otras dependencias.
Los agravios acusados por los jóvenes
detenidos el día de la toma de protesta de
Peña Nieto, apunta el especialista, no son
“algo nuevo en la Ciudad de México; lamen-
tablemente este año se caracterizó por de-
tenciones masivas de jóvenes y tendría que
considerarse un tema de preocupación”.
Agrega: “Paradójicamente esta ciudad
que ha enarbolado un discurso de dere-
chos humanos es la que ha venido insti-
tucionalizando en el cuerpo de seguridad
pública y en algunas otras dependencias
la violación de los mismos”.
Además de las detenciones masivas
de jóvenes este año, Pérez García agre-
ga otros datos como evidencia de la po-
lítica de discriminación, sobre todo de
jóvenes y de población de la Ciudad de
México: 60% de las personas detenidas
en la cárceles del DF tienen menos de 25
años, muchas de ellas pertenecen a la
población callejera y “todos esos aconte-
cimientos en los que se han podido de-
mostrar agresiones de los cuerpos de se-
guridad contra los jóvenes han quedado
en la impunidad”.
En su número 1882 Proceso documen-
tó las actuaciones de policías del DF con-
tra cuatro jóvenes acusados de diversos
delitos y que fueron víctimas de detencio-
nes ilegales y tortura. Esos casos forman
parte de una lista de más de 600 denun-
cias documentas por la CDHDF sobre he-
chos de tortura de 2008 a 2010, que dieron
lugar a 10 recomendaciones.
En dos de los casos narrados en Pro-
ceso los agentes responsables están ple-
namente identificados por la CDHDF, pe-
ro no han sido sancionados y siguen en
funciones.
En el caso específico de las detenciones
del 1 de diciembre, agrega, “no sólo se trata
de documentar los abusos, sino que haya
sanciones para los responsables. El nuevo
jefe de Gobierno tiene ahí un gran desafío:
si quiere deslindarse tendrá que liberar a
todos los detenidos de manera arbitraria y
dar garantías de no repetición”. O
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
32

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

JENARO VILLAMIL
R
eacios a que los llamen prota-
gonistas de la Primavera Árabe
–prefieren hablar de insurrec-
ciones o revoluciones ciuda-
danas–, ellos se saben artífices
de los movimientos que desde
enero de 2011 derrumbaron como fichas
de dominó los gobiernos de Ben Alí, en Tú-
nez, Hosni Mubarak, en Egipto, Moamar
Gadafi, en Libia, y han puesto en crisis a la
monarquía marroquí de Mohamed VI y a
la dictadura siria de Bachar el Assad.
Iniciada en el norte de África, la ola
de movimientos cruzó el estrecho de Gi-
braltar y llegó a la península ibérica. Los
integrantes de los distintos colectivos
que protestaron en España, a partir del
15 de mayo de 2011, no sólo son Indigna-
dos, sino promotores de una democracia
distinta en otros países de la Unión Eu-
ropea que viven graves crisis económi-
cas, como Italia, Grecia y Portugal, donde
se han registrado movimientos de pro-
testa similares.
Tanto los árabes como los españo-
les advierten que son “protagonistas de
un despertar pacífico” a nivel global y tie-
nen dos puntos en común: su desconfian-
za hacia los grandes medios de comu-
nicación y el uso intensivo de las redes
sociales como fórmulas alternativas de
información y movilización.
Dieciséis protagonistas de esos movi-
mientos llegaron a México, en plena ola
de protestas contra el retorno del PRI a la
Presidencia de la República. En entrevis-
ta colectiva con Proceso coinciden al ad-
vertir que la represión policiaca y la pro-
vocación vividas el sábado 1 en la Ciudad
de México son similares a las registradas
en sus países.
“Hay que documentar cómo el po-
der político y económico utiliza a sus es-
birros para reprimir a los movimientos y
que entren en pánico”, plantea la españo-
la Manuela Sánchez, dirigente del colec-
Llegaron a la Ciudad de México invitados a la Cum-
bre Mundial de Indignados, organizada por Enrique
Márquez, para exponer sus experiencias como pro-
tagonistas de los movimientos ciudadanos que a
partir de 2011 sacudieron el mundo árabe y luego se
expandieron a Europa… y de ahí al mundo entero.
Son los jóvenes blogueros que comparten experien-
cias con sus pares de #YoSoy132. Proceso entrevis-
tó a varios de estos protagonistas de “un despertar
pacífico”, como ellos se definen, y recogió sus prin-
cipales impresiones.
Semejanzas y diferencias con la
“primavera árabe”
A
P

p
h
o
t
o

/

K
h
a
l
i
l

H
a
m
r
a
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
EL UNO DE DI CI EMBRE

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 33
tivo Estado de Malestar e integrante de la
plataforma Democracia Real, Ya, que con-
vocó a las manifestaciones del 15 de mayo
de 2011 (15-M) en España.
En una extensa sesión previa a la
Cumbre Mundial de Indignados –organi-
zada por Enrique Márquez en la Ciudad de
México a partir del viernes 7 en el marco
de la Unión Internacional de Juventudes
Socialistas–, los dirigentes de estos movi-
mientos también comparten un mensa-
je a sus pares de #YoSoy132: “Esto apenas
comienza. Entrarán en la misma discu-
sión que nosotros: ¿Qué es más importan-
te: la organización o la manifestación?”.
“El problema fundamental para mu-
chos de los colectivos es cómo articular
una respuesta dentro del sistema o fue-
ra del sistema que criticamos”, sintetiza
Sánchez.
“Tenemos que pasar del escenario de
la no política al de la política. En muchos
países árabes los únicos preparados para
ocupar el poder tras la caída de las dicta-
duras fueron los partidos islamistas. Eran
los únicos organizados y tienen mucho di-
nero”, admite Yassim Swehat, bloguero de
origen sirio, quien formó parte del Grupo
de la República para Estudios de la Revo-
lución Siria.
Las experiencias árabes
Mohamed el Gohary, participante de la re-
volución egipcia que provocó la caída de
Hosni Mubarak, admite que el problema
por el que atraviesan su país y otras na-
ciones del mundo árabe es que los movi-
mientos no estaban organizados, por lo
que, admite con pesimismo, “nos estamos
pisando unos a otros”.
La reciente ola represiva en Egipto rea-
vivó la protesta social. Desde finales de
noviembre el presidente Mohamed Mur-
si, apoyado por la coalición islámica de
los Hermanos Musulmanes, pretende im-
plantar una Constitución que le otorgue
poderes extraordinarios. Las protestas
han provocado más de 5 muertos y cien-
tos de heridos.
Epicentro de las revueltas que moti-
varon a los grandes medios de comunica-
ción a denominar los sucesos de febrero
de 2011 como la Primavera Árabe, Egipto
vive un desenlace que, para muchos, es
una contrarrevolución.
El Gohary, coordinador del sitio online
Global Voices, aclara que el descontento
de los jóvenes egipcios no surgió espontá-
neamente en febrero de 2011, sino de una
serie de cuestionamientos graduales a la
dictadura de Mubarak, apoyada por Esta-
dos Unidos.
“La transformación fue paulatina, desde
principios de 2000, cuando ocurrió la segun-
da intifada en los territorios palestinos ocu-
pados por Israel y después con la invasión
de Estados Unidos a Irak. En 2005 comenza-
ron a organizarse grupos de resistencia y en
forma paralela también surgieron las redes
sociales”, relata el joven egipcio.
Otro país emblemático de las protes-
tas fue Túnez. Ahí surgieron las primeras
manifestaciones que desembocaron en la
caída del régimen de Ben Alí.
Nadia Khiari, dibujante y profesora de
la Facultad de Bellas Artes de Túnez, hizo
popular un dibujo animado: Willis, un ga-
to que se convirtió en el vocero y símbo-
lo de los acontecimientos en su cuenta de
Facebook.
“En Túnez no se resolvieron los proble-
mas sociales. Todos los que antes apoya-
ban a Ben Alí se convirtieron en islamistas.
El problema es que en las elecciones re-
cientes 1.5 millones votaron por una coa-
lición islámica y 1.5 millones por distintos
grupos ciudadanos”, sintetiza Khiari.
A diferencia de países como Siria o Li-
bia, ella subraya que la censura en los me-
dios no ha sido eficaz en Túnez, pero los
grupos islamistas se quieren mantener en
el poder “a como dé lugar”. De Túnez tam-
bién participa en la cumbre el periodista
Jerome Benoit, quien formó un colectivo
de artistas de grafiti.
En el ámbito internacional, la revuelta
en Túnez se identifica con la inmolación
de Mohamed Bouazizi, un joven desem-
pleado de 26 años que se prendió fuego
en protesta por la falta de oportunidades.
Su gesto lo convirtió en héroe y generó un
movimiento que desembocó en la caída
de la dictadura de Ben Alí, quien llevaba
23 años en el poder.
Khiari y Benoit aclaran que en realidad
fueron “más de 2 mil las inmolaciones du-
rante la dictadura de Ben Alí. La diferen-
cia es que el caso de Bouazizi se propagó a
través de las redes sociales.
En Marruecos, el movimiento deno-
minado Primavera Marroquí inició cuan-
do 12 mil jóvenes convocaron en Facebook
a una jornada de protestas el 20 de febre-
ro de 2011. Demandaron que Mohamed VI
derogara la Constitución, tomara medidas
contra la corrupción y liberara a los presos
de conciencia.
Una semana antes de las movilizacio-
nes, el 12 de febrero de ese año, se inmo-
ló un joven de 26 años en la ciudad de Ben
Guerir. El gobierno intentó desvincular su
muerte de la jornada de protestas.
El 20 y 26 de febrero hubo manifesta-
ciones en varias ciudades marroquíes. El
movimiento islamista Justicia y Espiritua-
lidad se sumó a las jornadas en un inten-
to por capitalizar lo sucedido. La Primavera
Marroquí limitó las funciones de la monar-
quía, incorporó a la Constitución los dere-
chos de minorías étnicas e incluso generó
una apertura en los medios informativos.
Así sintetizan los avances en Marrue-
cos las periodistas Yasmina Touma, blo-
guera e impulsora del Proyecto en el Es-
pacio Asociativo, de Rabat, y Chama
Darchoul, quien desde 2007 impulsa en
medios digitales un sitio para sus colegas
marroquíes.
De Libia participa Malik Sahad, músi-
co y opositor al régimen de Gadafi. Su can-
ción Salute Libia se convirtió en la prime-
ra expresión de protesta en contra de la
dictadura.
“Nadie va a ponerle atención a tu pro-
testa si no eres simpático con tu causa. A
mí me hicieron pasar por farsante, men-
tiroso y hasta por muerto. Eso es lo que el
dinero de Gadafi lograba”, afirmó Malik el
viernes 7, durante la primera jornada de
conferencias que concluyen el lunes 10.
En Siria “ahora impera el caos”, di-
jo Yassin Swehat. La dictadura de Bachar
el Assad “es un cáncer” y su régimen ha
logrado aislar a grupos de activistas. “La
efectividad de Estados Unidos es nula y
el apoyo militar de Rusia al régimen sirio
juega un papel fundamental”, expuso.
La experiencia española
Más cercano a la experiencia mexicana,
el M-15 de España, bautizado como Spa-
EL UNO DE DI CI EMBRE
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
34

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

nish Revolution por los medios anglosajo-
nes, o movimiento de indignados, por la
prensa europea, ofrece distintos ejemplos
y testimonios.
En la Cumbre Internacional participan
activistas como Manuela Sánchez, César
Roano, joven arquitecto que estuvo en las
protestas de Plaza Cataluña, en Barcelona,
y Luis Ramón García Hevía, integrante de
Democracia Real, Ya!, quien reside en Avi-
lés, al norte de España.
Roano relata que entre los ciberac-
tivistas de redes sociales se generó una
protesta en Cataluña, al querer imponer
la Ley Sinde para limitar el libre flujo de la
información en internet.
“Comenzó a gestarse una revolución
ciudadana espontánea, a raíz de la crisis
de la burbuja inmobiliaria y la prolifera-
ción de los empleos precarios entre los jó-
venes”, lo secunda García Hevía.
–¿Por qué finalmente las movilizacio-
nes en España terminaron por beneficiar
a la derecha, al Partido Popular? ¿Hay al-
guna similitud con lo sucedido en los paí-
ses árabes donde los beneficiarios han si-
do los movimientos islámicos radicales?
–se les pregunta a los españoles.
–En España no vivimos una democra-
cia, sino una dictadura bipartidista. No es
que las movilizaciones beneficiaran a la
derecha, sino al partido que en ese mo-
mento no estaba en el poder, que es el
PP. Este fenómeno es resultado de nues-
tro sistema electoral, pero, en realidad, es-
tá ganando el abstencionismo –responde
Manuela Sánchez.
En las elecciones recientes de Catalu-
ña, donde se convocó a un estatuto de ma-
yor autonomía frente a Madrid, perdieron
los grupos de la derecha nacionalista y
avanzaron nuevas organizaciones y parti-
dos ciudadanos, que antes no estaban en
el escenario electoral.
A partir del 15-M se ha discutido mu-
cho en varias autonomías de España si los
activistas deben presentarse a las eleccio-
nes como candidaturas de unidad popu-
lar, reflexionan los activistas españoles.
La huelga general convocada con la
llegada de Mariano Rajoy al poder y las
protestas reprimidas en Madrid han avi-
vado de nuevo a los colectivos participan-
tes en el 15-M.
“Madrid es el banco de prueba de la
derecha, mientras Cataluña es el banco
de prueba de las izquierdas, aunque sue-
ne un poco esquemático”, resume Manue-
la Sánchez.
El lunes 3 se estrenó en Madrid un
nuevo documental denominado 15-M: ex-
celente, revulsivo, importante. El objetivo es
demostrar que no hubo “un movimiento
15M” sino “muchos 15Ms” en España.
Uno de estos movimientos que se po-
tenció con el 15-M fue la Plataforma de
Afectados por la Hipoteca, las organiza-
ciones de internautas y muchos otros co-
lectivos que llenaron las plazas durante
varias semanas.
Queremos “viralizar” el mundo
Un elemento unificador en todos los ca-
sos es el protagonismo de las redes socia-
les. De hecho, en algunos casos, como en
Siria, la protesta avanzó más rápido que
el movimiento hasta que la dictadura
volvió a cerrar los espacios. En Libia fue-
ron algunos videos, sobre todo en YouTu-
be, los que despertaron la protesta con-
tra Gadafi.
“El éxito de los movimientos es su vira-
lidad en internet. Ha traspasado el ancho
de banda. La naturaleza de los distintos
movimientos es traspasar la parte viral de
internet y llegar a las plazas. Queremos vi-
ralizar el mundo”, reflexiona César Ruano,
quien actualmente se dedica a construir
edificios autosustentables.
Yassim Swehat, bloguero sirio, quien
actualmente reside en Santiago de Com-
postela, España, adelanta que se busca
crear una “red de comunicación que inter-
conecte a todos los movimientos”.
“El problema es que el mundo árabe no
está interconectado entre sí. Hay redes en
diferentes niveles, pero no están comu-
nicados. En Túnez y Egipto no se identifi-
can con lo que está sucediendo en Siria,
por ejemplo. En Bahrein se acalló el movi-
miento y lo presentaron como una revuel-
ta sectaria”, ejemplifica.
Rami Alhames, también de origen si-
rio, ahora trabaja en la plataforma de in-
ternet Global Voices, donde participa Mo-
hamed El Gohary, de Egipto, cofundador
de The Workshops.
Entre las naciones árabes la red social
con mayor número de usuarios es Face-
book. Un total de 43 millones de usuarios,
hasta septiembre de 2011, estaban inter-
conectados. En Egipto 8.8 millones; en Tú-
nez, 2.7 millones; en Marruecos, casi 4 mi-
llones; en Siria, 1.4 millones, y en Irak, 1.1
millones.
–¿Están de acuerdo en que a su mo-
vimiento se le denomine la “Revolución
de Facebook? –se le pregunta al egipcio El
Gohary.
–Fue un catalizador de la revolución.
Facebook facilitó la movilización, pero la
organización se realizó desde antes.
En España, los grandes medios de co-
municación fueron hostiles en un prin-
cipio a las jornadas de protesta del 15-M.
“Cuando llegó la revuelta a España se ge-
neró información en contra de los mani-
festantes”, recuerda César Roano.
El objetivo de ponerle un nombre, co-
mo el de Indignados, “era para diferenciar-
los de las revueltas árabes y no generar
una sensación similar a la de los colapsos
de los regímenes de Túnez y Egipto”, ad-
vierte Manuela Sánchez.
En la primera jornada de exposicio-
nes, el viernes 7, Malik Sahad recordó a
los asistentes de la cumbre que al princi-
pio era reacio a utilizar el Facebook, “pe-
ro cuando me di cuenta de su relevancia,
abrí una cuenta y luego 15 más”.
“En Libia dejamos de usar el Bluetooth
para invitar a salir a una chica y empeza-
mos a usarlo para la revolución”, sinten-
tizó Malik.
EL UNO DE DI CI EMBRE
O
c
t
a
v
i
o

G
ó
m
e
z
Los invitados a la Cumbre Mundial de Indignados
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb25ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
E
l escándalo estalló el pasa-
do junio. Mientras el sector sa-
lud de Tabasco estaba en crisis,
los medicamentos escaseaban
y el equipo hospitalario se caía
a pedazos, sus directivos se pa-
seaban en Las Vegas y dilapida-
ban cientos de miles de pesos en las mesas
de juego.
Ahora, en vísperas del cambio de ad-
ministración, el gobernador priista Andrés
Granier deja un hoyo de mil 200 millones
de pesos asignados a este sector y que fue-
ron saqueados de programas vitales para
los tabasqueños.
Pero éste no será el único problema que
tendrá que afrontar y resolver el próximo
gobernador, el perredista Arturo Núñez Ji-
ménez, quien tomará posesión el próximo
1 de enero.
Encontrará en situación crítica la se-
guridad, la educación y el transporte, ade-
más de una abultada deuda pública que le
heredará Andrés Granier.
Por ejemplo, mientras Tabasco ocupa
el segundo lugar nacional en presupuesto
per cápita para seguridad –detrás del Dis-
trito Federal– en los últimos dos años to-
dos los delitos se han disparado en la en-
El legado de Andrés Granier:
Hace medio año estalló el escándalo de los funcionarios tabasqueños
del sector salud que despilfarraban el dinero público en los casinos
de Las Vegas. Pero ese fue apenas un atisbo del cochinero en el que
se había convertido el gobierno tabasqueño del priista Andrés Gra-
nier. El próximo 1 de enero Arturo Núñez Jiménez tomará posesión
como gobernador y se enfrentará a una administración corrompida
hasta la médula y endeudada hasta niveles difíciles de manejar.
JOSÉ GIL OLMOS
tidad: el secuestro creció 178% y los robos
y homicidios, 50%.
El tema de la deuda pública es pre-
ocupante. Mientras en 2006 el goberna-
dor Manuel Andrade la dejó en unos 450
millones de pesos, seis años después Gra-
nier la puso en más del mil 800 millones,
según datos oficiales. Pero este monto su-
be hasta 4 mil 500 millones si se toman en
cuenta los financiamientos de corto pla-
zo y otros pasivos, como los de la seguri-
dad social.
La pobreza es otra herencia de Granier.
Además de haber recortado hace dos años
los programas sociales de ayuda a adultos
mayores, madres solteras y personas con
discapacidad, el reporte más reciente del
Consejo Nacional de Evaluación de la Polí-
tica de Desarrollo Social (Coneval) señala
que 57.2% de la población tabasqueña es-
tá en situación de pobreza; en 2008 ese in-
dicador era de 53.8%. Es decir: 112 mil nue-
vos pobres en cuatro años.
Otro dato: De acuerdo con el Coneval
700 mil tabasqueños padecen hambre, ya
que a 33.3% de la población no le alcanzan
sus ingresos para una canasta alimenta-
ria básica.
Aunado a esto, en el reporte de mayo
pasado del Instituto Nacional de Estadís-
tica y Geografía, Tabasco está entre los 10
estados con mayor desempleo con una ta-
sa de 5.79%, apenas por arriba de Chiapas,
Yucatán, Oaxaca, Veracruz y Quintana Roo.
corrupción
y quiebra
M
i
g
u
e
l

D
i
m
a
y
u
g
a
Núñez. Reto
36

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
La herencia de Granier va más allá de
los indicadores sociales. Documentos ofi-
ciales –de los que Proceso tiene copias–
prueban la gran corrupción que campea
en la mayor parte de la estructura de go-
bierno y afecta programas básicos de sa-
lud, educación, seguridad y transporte,
cuyos responsables han desviado recur-
sos millonarios.
De fraudes y desfalcos
A principios de año los diputados perredis-
tas Rafael Elías Sánchez y Juan José Peral-
ta Fócil presentaron una denuncia ante la
procuraduría estatal por presunto desvío
de 175 millones de pesos contra el exse-
cretario de Salud Luis Felipe Graham Zapa-
ta, quien solventó una serie de irregulari-
dades quitándole dinero a 19 programas y
a los hospitales de Salud Mental, infantil
Rodolfo Nieto Padrón, de alta especialidad
Juan Graham Casasús, al Gustavo Rovirosa
Pérez y al de la Mujer.
Con estas medidas –aprobadas por las
secretarías de Finanzas y de Planeación–
la dependencia logró recuperar 96 millo-
nes de pesos pero quedaron sin solventar
78 millones. Graham Zapata fue acusado
de ejercicio indebido del servicio público,
abuso de funciones, peculado y tráfico de
influencias.
El pasado junio el periódico tabasque-
ño La Verdad del Sureste publicó una foto
que causó revuelo en la entidad. Adalber-
to Vázquez, administrador de la Secretaría
de Salud, aparecía con otro grupo de ta-
basqueños en el centro nocturno Pure del
hotel Cesar’s Palace en Las Vegas, del que
es visitante frecuente.
En la nota se decía que mientras en los
hospitales del sector salud se carecía de
medicamentos y equipos para atender a
los tabasqueños, Vázquez “se da la gran
vida con parrandas de varios días en los
hoteles más lujosos de Las Vegas”.
El martes 4 Vázquez fue suspendido
provisionalmente por la Contraloría esta-
tal por “no presentar en tiempo y forma
estados financieros como lo marca la nue-
va Ley de Contabilidad Gubernamental”.
Pero detrás de esta suspensión viene
una investigación acerca de mil 200 mi-
llones de pesos de recursos federales no
ejercidos de 2007 a la fecha que no fue-
ron devueltos y sobre los que –según in-
formes oficiales– se analiza “una posible
desviación”.
En los documentos que se tienen a la
mano se advierte que para cubrir una par-
te de este monto rezagado y que nunca se
regresó a la federación durante los 15 días
siguientes de cada ejercicio fiscal –como
marca la ley–, el pasado 27 de agosto Váz-
quez solicitó al Comité de Financiamiento
del gobierno estatal una ampliación de los
recursos por 750 millones de pesos para el
pago de pasivos, indemnizaciones y liqui-
daciones y a proveedores.
Además de Vázquez Gómez también
estarían implicados Graham Zapata –quien
en 2011 renunció a la Secretaría de Salud de
Tabasco para buscar la candidatura guber-
namental– y los secretarios de Administra-
ción y Finanzas, José Manuel Sáiz Pineda y
el de Planeación, Gustavo Jasso Gutiérrez,
quienes autorizaron las solicitudes de am-
pliación de presupuesto. También, por en-
cubrimiento, el actual titular de Salud, Car-
los M. de la Cruz Alcudia.
Según la documentación del gobierno
estatal difícilmente se podrán ejercer los
750 millones de pesos que ya fueron apro-
bados, pues la entrega-recepción del gobier-
no de Granier acaba en octubre y en 40 días
“física y legalmente es imposible realizar in-
vitaciones, licitaciones, concursos, y contra-
Andrés Granier y el exsecretario de Salud de Tabasco Luis F. Graham. Saqueo
G
i
l
b
e
r
t
o

V
i
l
l
a
s
a
n
a
ESTADOS / TABASCO

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 37
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
taciones para poder ejercer estas partidas,
de acuerdo con la legislación vigente”.
Administración podrida
Pero no sólo el sector salud tabasqueño
tiene problemas. También los tiene el de
la educación.
El pasado 19 de septiembre la titular
de la Secretaría de Educación, Deyanira
Camacho Javier, envió a Granier un repor-
te sobre la grave situación financiera de la
dependencia estatal.
Señala que a pesar de que recibió es-
te año por parte de la federación mil 216
millones de pesos, la mala calendarización
y aplicación de recursos y la ineficiente
operatividad de la extitular Beatriz Luque
Green y del administrador de la entidad,
Mario Carrillo Díaz, la Secretaría se declara
en bancarrota con un déficit presupuestal
y financiero de 223 millones de pesos (sin
contar impuestos) y un adeudo en Impues-
to Sobre la Renta a los trabajadores federa-
lizados por 473 millones de pesos.
“Adicionalmente se debe considerar el
pago, durante el periodo comprendido en-
tre el 1 de octubre y el 31 de diciembre de
2012, correspondientes a las prestaciones
comprendidas en ese lapso, así como otros
gastos relacionados con la operación de los
servicios educativos, cuyas acciones repre-
sentarán una erogación de 736 millones
254 mil 903.60 pesos, incluyendo el déficit
observado en el periodo comprendido en-
tre enero y el 30 de septiembre de 2012”, in-
dica el reporte.
En 2008 se descubrió que Luque, la an-
terior titular de Educación, ejercía funcio-
nes y firmaba documentos oficiales sin
tener título profesional. Esto significa que
usurpó un cargo público únicamente por
ser allegada a Granier y su familia.
Arturo Núñez tendrá que revolver otro
problema grave en la entidad: La corrup-
ción en la Secretaría de Comunicaciones y
Transportes, donde se venden placas, per-
misos y concesiones para taxis y transporte
colectivo y se tiene documentado en videos
el robo directo de dinero de las urnas recep-
toras de los autobuses subvencionados por
el estado por parte del subsecretario Óscar
Conde, descubierto llenando bolsas con di-
nero que ya se había contado del TransBus.
De acuerdo con reportes internos del
gobierno de Tabasco la corrupción en el
área de transporte alcanza todos los ni-
veles. Por ejemplo los inspectores hacen
operativos de supervisión a los colectivos
y taxis de Villahermosa y les cobran a los
conductores cuotas de 30 a 50 pesos.
“Dentro de las oficinas todos los trámi-
tes se han transformado en una cadena de
corrupción permitida por los jefes ya que
ellos también se ven beneficiados. Uno de
ellos es que al entregar un documento o trá-
mite que ya se ha iniciado y siga su curso, es
obligación de darle dinero a la persona que
atiende el asunto correspondiente. (…)
“En esta dependencia se encuentra la
presencia de la comadre del gobernador
Granier, la señora Mirna Ocaña Martínez, ya
que la licenciada Verónica Cortez, titular de
la Unidad de Relaciones Públicas, es su hija
y por lógica cuenta con todos los beneficios
por se la madre de la titular antes mencio-
nada”, indica uno de los documentos.
Dinero desaparecido
Hay otro hoyo negro: No se sabe dónde es-
tán grandes cantidades de dinero que se
registraron en el presupuesto aprobado
pero que desaparecieron en el camino.
El pasado 27 de agosto, en una nota in-
formativa el ingeniero José Francisco Vega
Celorio, director general de la Junta Estatal
de Caminos, solicitó al secretario de Ad-
ministración y Finanzas, José Manuel Sáiz
Pineda, y al de la Contraloría, Roger S. Pé-
rez, suprimir “con alguna fecha desde el
2010” la existencia de la Planta de Emul-
siones Asfálticas que había dejado de fun-
cionar desde ese año pero que en el pre-
supuesto de 2011 aparecía con un gasto de
operación de 8 millones 865 mil 314 pesos.
Esta planta –obsequiada en 1995 por
Pemex al gobierno de Tabasco para la pro-
ducción de asfalto para las carreteras– ha-
bía sido reportada por la Secretaría de la
Función Pública por algunas irregularida-
des, como la venta de emulsión asfáltica
para su mantenimiento, tras el abando-
no de la administración estatal, median-
te doble facturación. Entre 2007 y 2008 se
realizaron varias auditorías y el director
de la planta, Enrique Escalante, fue descu-
bierto en esas irregularidades y sanciona-
do con seis meses sin goce de sueldo.
Otra irregularidad está en el patrimo-
nio de muebles e inmuebles del gobierno
estatal. Al cabo de las auditorías realiza-
das a mediados de este año se ubicó que
seis dependencias presentaron un míni-
mo de mil bienes registrados en la Secre-
taría de Administración y Fianzas “pero
que no se encuentran registrados en las
propias dependencias y viceversa”.
Señala el reporte: “Así también, exis-
ten bienes adquiridos y no contabilizados
por las dependencias y no reportados a pa-
trimonio del Estado a cargo de la Secreta-
ría de Administración y Fianzas. Bienes en
buen estado valuados en cero pesos y que
no han cumplido con la normatividad que
indica que todo bien debe ser valuado por
peritos de la Procuraduría General de Jus-
ticia del Estado. Bienes duplicados en la
Contabilidad de las Dependencias y/o en el
padrón de Finanzas. Bienes adquiridos por
las Dependencias que no cuentan con su
factura correspondiente o que se le asignó
un valor de un peso o cero pesos.”
Otra irregularidad está en el programa
social estrella del gobierno de Granier, Te
Da Más, dedicado a las personas con dis-
capacidad, madres solteras y personas
de la tercera edad que fue suspendido en
2010 tras tres años de funcionamiento.
Desde 2007 el programa no tuvo una
administración sana. Según la auditoría
DGAGP/AEX/31/2008 el programa reporta-
ba una cantidad inferior de beneficiarios
respecto a la relación de pagos proporcio-
nada por la Secretaría de Finanzas. Había
beneficiarios no localizables por ausencia
de datos generales y beneficiarios falleci-
dos que seguían recibiendo dinero.
Por ejemplo en 2010 la Coordinación Ge-
neral de Desarrollo Social reportó en el mu-
nicipio de Centro a 33 mil 960 beneficiarios
y la relación proporcionada por la Secreta-
ría de Finanzas dio a 34 mil 299. Es decir que
había una diferencia de 339 beneficiarios
que equivalía a siete millones de pesos que
“no se sabe” a quién se le pagaron.
Finalmente se tienen detectadas obras
públicas inconclusas en 14 proyectos re-
visados, que tienen modificaciones en el
tiempo de entrega y un incremento de
presupuesto de hasta 73%.
C
a
r
l
o
s

T
o
m
á
s

C
a
b
r
e
r
a

/

P
r
o
c
e
s
o
f
o
t
o

Sector salud. Desvíos
38

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb25ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
40

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

Enrique Peña Nieto tomó posesión
como presidente constitucional en cir-
cunstancias muy distintas a las que pre-
valecieron hace seis años, lo cual denota
cambios de forma y de fondo en la rela-
ción entre las fuerzas políticas del país
y en la manera de ejercer el poder presi-
dencial, que tendrán consecuencias en el
abrupto camino de México hacia una de-
mocracia de calidad.
Esta vez la inconformidad del candi-
dato que obtuvo el segundo lugar en las
elecciones se expresó de manera pacífica
fuera del recinto parlamentario. Los res-
ponsables de los actos vandálicos y de ex-
cesos de autoridad deben ser investigados
y sancionados. Dentro de la Cámara de
Dipu tados, las manifestaciones de protes-
ta por las irregularidades del proceso elec-
toral no impidieron que la ceremonia de
toma de posesión se diera con normalidad
y, sobre todo, sin violencia. Ello fue resul-
tado de la negociación política que, al pa-
recer, definirá la relación entre gobierno y
partidos durante el presente sexenio.
La naturaleza del PRI no ha cambiado,
menos aún su destreza para metamorfo-
searse. El presidente y su partido impul-
san las reformas que obstaculizaron co-
mo oposición en el Congreso, y proponen
normas que violan en el ejercicio del po-
der. Si bien ha perdido la hegemonía, el
gen autoritario priista aún no se ha extin-
guido; por el contrario, ha contagiado al
maltrecho cuerpo político del país. El su-
puesto cambio generacional tampoco ha
implicado la desaparición de los usos y
costumbres del pleistoceno tricolor. Co-
mo lo ejemplifica Dorian Gray, un rostro jo-
ven puede ocultar un alma decrépita. Pe-
ña Nieto ha optado por un gabinete que,
en promedio, ronda la tercera edad y en
el cual predomina el ascendiente de dos
reputadas camarillas: Atlacomulco y Sali-
nas. (Proceso 1883, página 22.)
El novel mandatario se ha autodefini-
do como un “pragmático”, a pesar de que
ese concepto tiene mala fama al asociár-
sele con el tradicional oportunismo del
PRI. Seguramente lo hace para dar una
imagen de modernidad, así como para
deslindarse de quienes se oponen a las re-
formas energética y fiscal, dentro y fuera
de su partido. Existe también una conno-
tación positiva del pragmatismo, vincu-
lada a la ética de responsabilidad webe-
riana, que prioriza los efectos favorables
de las decisiones y acuerdos políticos, por
encima de dogmas inamovibles. El Pac-
to por México podría representar un pa-
so importante en esa dirección. Sin em-
bargo, ello exige condiciones ineludibles,
hasta ahora ausentes en la política nacio-
nal: principios y prácticas de moral públi-
ca que eviten el arribismo y la corrupción
propios del pragmatismo rapaz vigente.
Si la paradoja es el ámbito natural de la
política, la simulación y la corrupción –la
máscara y el botín– son marcas distintivas
del ejercicio gubernamental en México. Por
ello, frente a las celebraciones prematuras,
es conveniente mantener una cautela crí-
tica. Ni juicios sumarios ni optimismo ser-
vil. Estamos frente a un nuevo fenómeno
político en el que se mezclan elementos de
avance democrático con fuertes resabios e
inercias autoritarios. No es razonable pen-
sar que esos estigmas puedan desapare-
cer con la cirugía plástica de un discurso o
un pacto; conocemos bien la vacuidad y li-
gereza verbal de nuestros políticos, así co-
mo el carácter efímero y codicioso de los
acuerdos entre ellos. Calma, aún no hemos
llegado a Utopía.
En estas tierras, en este momento, el
pluralismo y el equilibrio de poderes no
son garantía de auténtica gobernabilidad
democrática. A pesar de carecer de mayo-
ría en ambas cámaras, el PRI regresa al po-
der con mayor fortaleza y colmillo que los
mostrados por los panistas en 2000 y 2006.
Además, y esto es central, tanto el PAN co-
mo el PRD están envueltos en profundas
crisis de identidad, aunadas a virulen-
tas luchas intestinas. Ello los convierte en
presas fáciles y vulnerables frente a los
tentáculos del pulpo priista.
Si de alguna renovación puede presu-
mir el PRI es de su capacidad de cooptación
ante la nueva coyuntura política e institu-
cional del país. Evidencia palpable de ello
fue el sometimiento de las autoridades
electorales para eximir de toda responsa-
bilidad al candidato tricolor de las paten-
tes irregularidades del proceso comicial,
las cuales no deben borrarse de la memo-
ria pública. Sirvan de recordatorio el pro-
yecto de resolución del IFE sobre el deplo-
rable espectáculo de Monex y Soriana, así
como el premio “La Mujer del Año” recibido
por la magistrada del Tribunal Electoral del
Poder Judicial de la Federación, María del
Carmen Alanís, de manos del presidente
constitucional. Un primer reconocimiento
El gen autoritario
H É C T O R T A J O N A R
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 41
Navideño
N A R A N J O
ANÁLI SI S
a sus buenos oficios para exonerarlo de fla-
grantes violaciones a los artículos 41 y 132
constitucionales. Complicidad obliga.
Dicho esto, es necesario reconocer los
indudables aciertos contenidos en el Pacto
por México firmado por el presidente Peña
Nieto y por los líderes del PRI, PRD y PAN.
Poderes fácticos, monopolios, telecomu-
nicaciones, educación, pobreza, derechos
humanos, salud, indígenas, crecimiento
económico y productividad, crédito, im-
puestos, cambio climático, energía y pe-
tróleo, minería, transparencia, corrupción
y ética pública, seguridad, gobernabilidad
democrática, gobiernos de coalición, ley
de partidos, son algunos de los temas con-
tenidos en el pacto.
Cada uno de los cinco acuerdos, des-
glosados en 95 compromisos, merecen un
análisis a fondo para valorar su viabilidad
y conveniencia, alcances y riesgos, así co-
mo para evitar desviaciones, engaños o que
simplemente permanezcan como un lis-
tado de buenas intenciones que inicien el
sexenio a tambor batiente y que paulati-
namente vayan quedando en letra muerta,
como lo han estado muchos de ellos desde
tiempos remotos. Abordaré varios de esos
asuntos en próximas entregas. Con una re-
serva no exenta de esperanza, saludo la ci-
vilidad y la negociación política en beneficio
del desarrollo económico, social y democrá-
tico del país, manifestando al mismo tiem-
po un rechazo total a la simulación, la co-
rrupción y la demagogia reinantes.
La llegada de Peña Nieto al poder es un
hecho consumado, pero su gobierno ape-
nas comienza. O
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
42

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

El último día de su mandato, Feli-
pe Calderón ratificó mediante una re-
forma la decisión de que él y su fami-
lia reciban seguridad militar vitalicia
consistente en 425 activos del Ejército,
la Fuerza Aérea y la Armada, así como
servicios médicos exclusivos. Sin em-
bargo no será tan fácil que Calderón si-
ga lastimando el interés público al infi-
nito. Veamos la historia de este abuso.
Primero. Desde el Acuerdo Presiden-
cial 7637, del 25 de noviembre de 1976,
los expresidentes de México gozan de
pensiones y beneficios. Este documen-
to jamás fue publicado en el Diario Ofi-
cial de la Federación (DOF) ni firmado por
el presidente de la República (Luis Eche-
verría Álvarez). Las rúbricas que apa-
recen son las de Hermenegildo Cuen-
ca, secretario de la Defensa Nacional, y
Luis M. Bravo, titular de Marina. Por lo
tanto, nunca tuvo valor legal. Además,
acusando ignorancia jurídica, el acuer-
do de referencia fue publicado en la Ga-
ceta de la Secretaría de la Presidencia
por su oficial mayor, Tulio Patiño. Para
esa fecha, el expresidente tenía asigna-
dos 78 militares y ayudantes civiles.
Once años después, el 31 de mar-
zo de 1987, salió el Acuerdo Presiden-
cial 2763 Bis, que tampoco fue firmado
por el presidente Miguel de la Madrid
ni publicado en el DOF, amén de ha-
ber sido rubricado sólo por el secreta-
rio de Programación y Presupuesto, Car-
los Salinas de Gortari. En este acuerdo
se amplían las prebendas de los expre-
sidentes de la República poniendo a su
servicio otros 25 funcionarios públicos.
De esta suerte, los “apoyos” pasan de 78
en 1976 a 103 en 1987 entre militares y
civiles. A finales de 2011, en un acuerdo
secreto, Calderón aumentó esa protec-
ción a 425 militares, como lo comenté
en Proceso 1835, del 1 de enero de 2012.
Si de por sí está mal que los expresiden-
tes cuenten con 103 elementos, es graví-
simo que esa cifra crezca 400%.
Segundo. En la experiencia compara-
da no hay parámetros que ayuden a expli-
car el despropósito mexicano. Por lo que
se refiere a seguridad, cabe decir que en
Italia, Canadá, Dinamarca, Nueva Zelanda
y el Reino Unido no hay servicios de segu-
ridad pagados por el erario para sus expri-
meros mandatarios. En Estados Unidos, a
partir de George W. Bush, por razones de
austeridad la pensión y los apoyos serán
sólo por 10 años, no vitalicios como en
México. Bush cuenta sólo con 15 elemen-
tos del servicio secreto para su seguridad
diaria. Puede solicitar seguridad adicional
para casos excepcionales, como las oca-
siones en que hace visitas internaciona-
les, previo dictamen de un órgano colegia-
do dispuesto para esos efectos. En Francia
el exprimer mandatario tiene dos escoltas
y cinco más para la protección de su ho-
gar. ¿Alguien en su sano juicio cree que Fe-
lipe Calderón requiere más seguridad que
George W. Bush, que tiene enemigos en los
cinco continentes?
Por cuanto se refiere a atención mé-
dica, cabe apuntar que en Estados Unidos
los servicios de ayuda y asistencia mé-
dica para los expresidentes no son gra-
tuitos. Tienen un descuento en los hos-
pitales militares que asciende a 40%. En
Australia los servicios médicos de los ex-
primeros mandatarios son idénticos a los
de cualquier funcionario que se atiende
en la seguridad social. Este esquema es
igual en Canadá, Chile, Costa Rica, Fran-
cia, Nueva Zelanda y el Reino Unido, en-
tre otros. En México, gracias a Calderón,
él y su familia gozan de servicios médicos
gratuitos en el Hospital Militar.
Tercero. Será muy difícil para la ban-
cada del PAN en la Cámara de Diputa-
dos, durante la discusión del Presupuesto
de Egresos que se realizará los próximos
días, justificar los ingresos de Calderón
por ¡2 mil 677 salarios mínimos mensua-
les!, si se suman pensión y apoyos. Del la-
do progresista, los diputados Carlos Au-
gusto Morales, Socorro Ceseñas Chapa,
Carol Antonio Altamirano, Alberto Ana-
ya, Tomás Torres Mercado, entre muchos
más, tienen el deber cívico de detener es-
ta afrenta. Estaremos pendientes de có-
mo se vota y quién vota de espaldas a la
nación. Más todavía, en el numeral III de
Acuerdos Presupuestales del “Pacto por
México”, firmado por todos los partidos
políticos, se establece: “El Presupuesto
2013 considerará un programa de auste-
ridad y racionalidad en el gasto que per-
mita reducir el gasto corriente e incre-
mentar la inversión productiva”. ¿Cómo
justificar las pensiones y apoyos a los ex-
presidentes de la República como parte
de la “austeridad y racionalidad”?
Un grupo de juristas daremos una ba-
talla legal para combatir este último mi-
sil que Calderón ha enviado al pueblo de
México. No existen palabras para calificar
el hecho de que el último día de su manda-
to reformó el Reglamento del Estado Mayor
Presidencial, que, entre otras cosas, dice:
“Los expresidentes de la República man-
tendrán el mismo número de elementos
del Estado Mayor Presidencial que tuvieran
asignados para su seguridad y la de su fa-
milia con antelación a la entrada en vigor
del presente decreto. Lo anterior sin per-
juicio de solicitar la autorización a que se
refiere la fracción IX del artículo 11 del Re-
glamento”; es decir, que abre la puerta para
requerir todavía más militares de protec-
ción. En su huida y a la carrera, Calderón,
apoyado por su equipo jurídico, fue afortu-
nadamente desaseado. Esas pifias son oro
molido para darle viabilidad a este caso le-
gal que no podría dejarse pasar. O
@evillanuevamx
www.ernestovillanueva.blogspot.com
evillanueva99@yahoo.com
Autorregalito de Calderón
E R N E S T O V I L L A N U E V A
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 43
ANÁLI SI S
La presencia de ciertas figuras en el
gabinete de Mancera me ha provocado
una agradable sorpresa. Y aunque me re-
sulta alentadora su selección de personas
con trayectorias políticas y profesionales
impecables, me llama la atención el olvi-
do del principio de paridad entre mujeres
y hombres, mismo que guió la conforma-
ción de los equipos de AMLO y Ebrard. No
dudo que la intención de Mancera haya si-
do elegir –haciendo equilibrios políticos
entre sus compromisos y sus aspiraciones
de buen gobierno– a las mejores personas
para su equipo. Lo único que le critico es
que no tomó la paridad como un requisi-
to fundamental.
La decisión de impulsar gobiernos pa-
ritarios surge, no de las feministas, como
se podría pensar, sino de la Organización
para la Cooperación y el Desarrollo Eco-
nómicos (OCDE). A finales de los años 80,
preocupada por la forma en que las des-
igualdades persistentes entre los sexos
afectaban los sistemas socioeconómicos,
la OCDE mandó hacer un estudio que pu-
blicó en 1991 con el título Las mujeres y el
cambio estructural.
En dicho documento la composición
“monosexuada” de los lugares de poder po-
lítico cobró gran importancia, y una de sus
conclusiones sustantivas –que la escasez
de mujeres en puestos de toma de decisio-
nes era un freno al desarrollo económico–
se convirtió en la punta de lanza de la cam-
paña europea por la paridad. Así, el informe
de la OCDE se volvió un punto de referencia
fundamental para que la Comunidad Euro-
pea decidiera establecer la paridad en los
puestos de toma de decisión política.
El razonamiento democrático respec-
to a la paridad es elemental: La sociedad
está conformada a partes iguales por mu-
jeres y hombres, por lo que los espacios
donde se tomen las decisiones funda-
mentales sobre ella deberían estar tam-
bién compuestos de mitad hombres y mi-
tad mujeres. La paridad se sitúa en una
perspectiva diferente de las cuotas, e im-
plica reconocer que la diferencia sexual
es distinta de las demás.
Como no existe ninguna otra caracte-
rística que esté repartida a la mitad –ni la
edad, ni la pertenencia étnica, ni la orien-
tación sexual, ni determinada religión–,
la representación paritaria de las mujeres
no implica un fraccionamiento categorial
similar al que podría ser una cuota de in-
dígenas, o de homosexuales, o de protes-
tantes. Sólo puede haber paridad entre los
dos grupos que constituyen a la sociedad
en su conjunto: mujeres y hombres.
Además, a diferencia de las cuotas,
que implican una representación descrip-
tiva (los representantes indígenas deben
defender las posiciones de los grupos in-
dígenas; los representantes homosexua-
les, los del colectivo homosexual; los de
las personas discapacitadas, ídem; etcéte-
ra), con la paridad las mujeres no se con-
vierten en las portavoces exclusivas de las
demandas femeninas, sino que deberán
tratar en conjunto con los hombres todos
los asuntos que afectan a la sociedad.
Por eso la paridad viene siendo una
fórmula compleja, algo así como una cuo-
ta del 50% de mujeres, pero no para repre-
sentar los intereses exclusivos de las mu-
jeres. En Europa la paridad se ha vuelto
hoy el indicador principal para medir el
nivel de inclusión real –no retórica– de las
mujeres en los gobiernos democráticos.
Mancera: gabinete sin paridad
MA R T A L A MA S
La conformación de este gabinete,
donde además las carteras que ocupan
las cuatro secretarias –Cultura, Educa-
ción, Medio Ambiente y Desarrollo Social–
son las típicamente “femeninas”, no sólo
es un paso atrás de lo que se había ya es-
tablecido anteriormente, sino que man-
da una señal preocupante: ¿falta de com-
prensión de lo que implica el género en la
estructuración de la política?
Ya lo dijo la OCDE con todas sus le-
tras: Las decisiones que determinan los gran-
des ejes de las políticas sufren las consecuen-
cias de la no contribución de las mujeres. Estas
decisiones se toman en instancias y grupos de
predominio masculino y tienden a reflejar los
valores, los puntos de vista y la experiencia
personal de los autores.
Hace rato que en el Gobierno del DF se
intenta transversalizar la perspectiva de
género y se hacen presupuestos con enfo-
que de género. Ojalá que muchos de los
nuevos integrantes del gabinete dimen-
sionen que, para sentar bases más igua-
litarias entre los sexos, se requiere “pers-
pectiva de género”.
El nuevo concepto de género, homónimo
del tradicional concepto taxonómico, pro-
voca confusiones conceptuales, por lo que
es fácil creer que al decir género se está ha-
blando del “género femenino” (las mujeres)
o del “género masculino” (los hombres). Jus-
tamente la nueva acepción de género nombra
la forma compleja en que los seres huma-
nos introyectamos los mandatos cultura-
les, favoreciendo que se reproduzca tal cual
el sistema social, con sus discriminaciones y
privilegios. Espero que Mancera y ciertos in-
tegrantes de su equipo asuman lo impres-
cindible que es captar este giro conceptual.
Para cambiar la forma de hacer polí-
tica es necesario antes cambiar la mane-
ra en que se interpreta la diferencia entre
las mujeres y los hombres. El debate eu-
ropeo sobre la paridad ha aportado valio-
sos elementos que habría que aprovechar
y retomar, sobre todo si la intención, como
ha dicho el propio Mancera, es introducir
cambios que transformen las estructuras
que producen desigualdad. O
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
44

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

ANÁLI SI S
Lo que más está cambiando en el
mundo, y no es fácil ubicar algo que
lo esté haciendo en forma más per-
severante, son los conocimientos, los
aprendizajes y la educación. Pero esto
no ocurre en México, que tiene más de
tres décadas de atraso monumental en
el tema y ahora presenta un nuevo se-
cretario de Educación del grupo priista
más añejo y tradicional, con un progra-
ma (o, de manera más precisa, con al-
gunas ideas sueltas) cargado de viejas
fórmulas, que apuntan a la continua-
ción de la degradación pedagógica y
educativa en la que nos encontramos.
Así comienza este gobierno.
El tamaño de la crisis educativa no
puede ser afrontado con el perfil de
un político experto en maniobras de
partido, de movilidad ascendente en
puestos de poder y de lealtades per-
sonalísimas, como es el caso de Emilio
Chuayffet, ni con las ideas vagas y con-
servadoras con las que se anuncia la
política gubernamental para el sector
educativo. No se trata, ni debe ser vis-
to así, de la llegada de un secretario de
Estado, al área donde se padece la de-
gradación social más extensa, para fre-
nar los infinitos apetitos políticos de
los miembros de la cúpula del SNTE ni
para hacer a un lado a Elba Esther Gor-
dillo. Sería verdaderamente una baje-
za pensar que Peña Nieto ha designado
a Emilio Chuayffet para hacer un tra-
bajo sucio contra un personaje tan de-
cadente como la lideresa del SNTE. No
valdría la pena, ni debe pensarse que
con echarla por la borda los enormes
problemas educativos del país ten-
drían visos de solución. Para nada.
Podría ser hasta lo contrario, por-
que si esa fuera la pretensión lo úni-
co que se lograría sería arreciar una
pugna inútil entre sectores priistas del
más viejo cuño que ahondarían la ac-
tual descomposición del sistema edu-
cativo nacional. Peor aún, se repetirían
en magnitud insospechada las peleas y
diatribas con las que se la pasaron Elba
Esther y los secretarios panistas de la
SEP, y en verdad que ya no estamos pa-
ra tales desmesuras. Ni son necesarias
ni valen la pena, y no creo que para eso es-
tén ubicando en el escritorio de Vasconce-
los a Emilio Chuayffet.
Los problemas del sector no pueden
afrontarse, ni remotamente, con más
pruebas hacia los maestros (con la pro-
puesta de poner en marcha el “Servicio
Profesional de Carrera Docente” y de crear
un “Sistema Nacional de Evaluación Edu-
cativa”); ni con la idea (nada nueva) de que
“ha llegado la hora de la verdadera revo-
lución educativa”, como la acuñó en su
momento Jesús Reyes Heroles en funcio-
nes de secretario de Educación, y que cul-
minó con una embestida terrible en con-
tra de algunas universidades populares de
entonces; ni con el acopio de estadísticas
sobre la planta docente. Vale decir, las co-
sas no van a cambiar sólo con esas peque-
ñas ideas, que buscan un efecto más bien
mediático.
En las propuestas de inicio de este go-
bierno no se ve ninguna idea sobre la mag-
nitud de la desigualdad educativa y la baja
cobertura escolar; nada respecto de lo que
se ha distorsionado en materia de apren-
dizajes y conocimientos, o sobre el bajo ni-
vel del gasto por alumno y la ine quidad en
Educación: ideas y personajes vetustos
A X E L D I D R I K S S O N
la distribución del mismo gasto por en-
tidades de la República; tampoco na-
da en torno a la obsolescencia de la
currícu la y la baja inversión en nuevas
tecnologías; ninguna propuesta sobre
la construcción de nuevas universida-
des públicas o sobre la regulación de las
patito, el mejoramiento de la infraes-
tructura escolar, la salud de los estu-
diantes y la participación ciudadana,
entre muchas otras prioridades bas-
tante más significativas que las seña-
ladas. Con un programa de unas dos o
tres iniciativas se pretende enmendar
lo que es la peor crisis que se ha vivido
en la historia del sistema educativo na-
cional. Parches, con un encargado para
hacer remiendos al que no se le cono-
ce oficio en lo estrictamente educativo.
La designación de un personaje co-
mo Emilio Chuayffet en la SEP suena
más bien a que la educación se con-
sidera un trampolín político más que
una tarea de responsabilidad social, y
que la educación sólo debe ser toma-
da en cuenta para alcanzar el dominio
y la imagen que busca presentar el gru-
po compacto ungido en el poder, des-
de sus principios de gobernabilidad,
adquiridos y practicados por lustros:
coop tar, reprimir, sojuzgar o hacer de-
magogia. Chuayffet está hecho para
manejarse con soltura en estas tareas.
No debería aceptarse sin más una
nueva reforma educativa parchada
que modifique, otra vez, el artículo 3°
constitucional con medidas sin tras-
cendencia. Valdría más discutir en se-
rio sobre lo que significa construir un
proyecto de país distinto al que se nos
ha dejado como un chiquero, en donde
se regocijan delincuentes e ignoran-
tes a los que les gusta demostrar que
lo son. Vayamos mejor a una discusión
a fondo de lo que implica situar a la
educación en el centro de una política
social y pongamos a debate lo que es-
to significa, y, desde allí, observemos
si, en verdad, algún político de puertas
abiertas y mente experimentada po-
dría dar cuenta de una apertura al diá-
logo digno y necesario. ¿Será esto har-
to incomprensible? O
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb25ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
En Alemania se destapó hace dos años un escándalo
que, a su vez, dio pie a una investigación de grandes
proporciones pero que en México no le ha preocupado
prácticamente a nadie: Se trata de la venta de fusiles
de asalto G-36 a cuatro estados mexicanos a los que
la ley germana tiene vetados para ese tipo de comer-
cio. Las investigaciones apuntan a una gran cadena de
sobornos, que empezaría en la fábrica H&K y llegaría a
la Sedena.
MARCO APPEL
J
o
s
é

L
u
i
s

d
e

l
a

C
r
u
z

/

P
r
o
c
e
s
o
f
o
t
o
Armas para la
B
ERLÍN.- En una fotografía se
observa a varios policías uni-
formados que empuñan fusi-
les de asalto. En otra aparecen
cinco hombres vestidos de ci-
vil que portan ostentosamen-
te el mismo tipo de armas.
Ambas imágenes –en poder de la Co-
misión Nacional de los Derechos Humanos
(CNDH)– fueron tomadas el 12 de diciem-
bre de 2011 durante el operativo policia-
co que desalojó de la Autopista del Sol, en
Guerrero, un plantón de estudiantes de la
represión
46

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
Escuela Normal Rural de Ayotzinapa, dos
de los cuales murieron por disparos de las
fuerzas de seguridad.
El periodista alemán Wolf-Dieter Vogel
mostró esas fotografías a varios peritos de
su país para saber si se trataba de los poten-
tes fusiles de asalto G-36 que fabrica Hec-
kler & Koch (H&K), pues la Ley de Control
de Armas de Guerra de Alemania prohíbe
exportar ese armamento a Guerrero, Chia-
pas, Chihuahua y Jalisco, por considerarlos
estados donde se cometen “graves violacio-
nes a los derechos humanos”.
Vogel fue corresponsal en México y
ahora es asesor de la presidenta de la Sub-
comisión de Derechos Humanos del Parla-
mento Europeo, la también alemana Bar-
bara Lochbihler.
El 19 de diciembre de 2011 el diario es-
pañol El País reportó que, “según fuentes
conocedoras de la investigación oficial”, en
la represión de Ayotzinapa “se dispararon
balas de tres tipos de calibre de tres armas
diferentes, entre ellas fusiles de asalto AK-
47, AR-15 y G-36”.
El 9 de enero de 2012 la CNDH determinó
en un informe preliminar de los hechos que
los policías federales efectuaron los prime-
ros disparos para dispersar a los estudian-
tes, pero que “todo apunta a que los agentes
estatales fueron los que dispararon las balas
que mataron a los dos normalistas”.
En entrevista con Proceso el pasado 4
de noviembre, Vogel dice quiénes fueron
sus peritos: “Mathias John, experto en ar-
mas de la sección alemana de Amnistía
Internacional, y un especialista que tra-
baja para un diputado del partido (ale-
mán) Die Linke, cuyos nombres no pue-
do revelar. Jürgen Grässlin, el presidente
de la Oficina de Información Alemana so-
bre Armamentismo y vocero de la Socie-
dad Alemana para la Paz, se las enseñó
también (las fotografías) a un informante
(dentro de H&K).”
–¿Cuál fue su conclusión?
–Que podían afirmar, en 95%, que las
armas eran, efectivamente, fusiles alema-
nes G-36.
Parte de esa información la publicó el
diario Die Tageszeitung el 23 de marzo pa-
sado y en abril la retomó la revista de la
sección alemana de Amnistía Internacio-
nal, donde la titularon: Muertes en México,
ganancias en Oberndorf, en referencia a la
población donde está la matriz de H&K. El
epígrafe anuncia: “El fusil G-36 es el arma
de uso común del ejército alemán y cuan-
do se utiliza adecuadamente es capaz de
matar a 750 personas en un minuto”.
Poco apoyo en México
En septiembre de 2010 un equipo del pro-
grama Report Mainz –de la principal cadena
pública alemana de televisión: ARD– cap-
tó imágenes de un operativo policiaco en
Ciudad Juárez, en las que se ve que cuatro
agentes federales encapuchados –que via-
jan en la caja de una pick-up con el cama-
rógrafo– portan fusiles G-36. ARD trans-
mitió esas imágenes el 13 de diciembre de
2010. Días después las autoridades alema-
nas anunciaron que suspendían la expor-
tación de cualquier armamento de defen-
sa a México.
La investigación de Vogel reforzó la
sospecha de que tales armas se encontra-
ban de manera irregular en Chihuahua,
otro estado mexicano sujeto a embargo
de armas alemanas.
“La fiscal encargada del caso, Claudia
Krauth, me explicó en una entrevista el 30
de octubre pasado que la cuestión ya no
es determinar si llegaron o no las armas a
esos estados bajo embargo –lo que es un
hecho–, sino identificar a los responsables
de permitirlo y esclarecer si hubo sobor-
nos de por medio”, comenta a Proceso Vo-
gel, quien sigue el caso desde hace un año
y cuyo último reportaje al respecto fue pu-
blicado el pasado 22 de noviembre en Die
Tageszeitung.
A petición de la fiscalía de Stuttgart, el
Ministerio de Justicia de Alemania trans-
mitió al gobierno mexicano una solicitud
Operativo en la Autopista del Sol. Armas ilegales
Fusil G-36. Evidencias fotográficas

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 47
I NTERNACI ONAL
/ ALEMANI A
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
B
ERLÍN.- En noviembre de 2010 una
delegación de integrantes del gabi-
nete de seguridad de México se reu-
nió en esta capital con parlamenta-
rios y funcionarios del gobierno de Angela
Merkel, a quienes los mexicanos propusie-
ron un acuerdo de cooperación en materia
de seguridad.
Un mes después el gobierno mexicano
presentó por conducto de la Secretaría de
Relaciones Exteriores un primer borrador. A
principios de 2011 la parte alemana hizo una
contrapropuesta.
El objetivo del acuerdo: “Mejorar el tra-
bajo conjunto entre los dos países en la lu-
cha, prevención y solución de delitos se-
rios del crimen organizado, especialmente
en las áreas de tráfico de drogas, tráfico de
migrantes y terrorismo”, consigna una res-
puesta que el gobierno alemán dio a dipu-
tados del grupo parlamentario Die Linke (La
Izquierda), quienes a finales del año pasado
le pidieron información sobre el tema.
El documento de respuesta a los parla-
mentarios estipula que con la eventual firma
del convenio, el gobierno alemán se propone
“respaldar y apoyar a México en su lucha con-
tra el crimen organizado, así como aumentar
la seguridad interna de ambos países”.
El eventual acuerdo establece que Ale-
mania apoyaría a México en la formación
profesional de policías con el fin de “cons-
truir estructuras jurídico-estatales en el área
de la seguridad pública y el orden, así como
fomentar el establecimiento de condiciones
democráticas”.
El acuerdo antinarco, a medias
YETLANECI ALCARAZ
Propuesta cambiada
Al responder al Parlamento, el Ejecutivo ale-
mán aclaró en ese momento (finales del año
pasado) que las negociaciones estaban
detenidas.
Pero en octubre pasado el gobierno de
Felipe Calderón las reactivó, y para sorpre-
sa de los alemanes presentó una nueva pro-
puesta. Así lo confirmó el jefe de la Unidad
de Crimen Organizado del Ministerio del In-
terior de Alemania, Sven Berger, durante su
participación en la conferencia México, ¿es-
tado de derecho?, el 30 de noviembre en
esta ciudad.
“La iniciativa para firmar el acuerdo vino
en 2010 por la parte mexicana, que envió un
proyecto de tratado. Las negociaciones co-
menzaron por ambos lados y nosotros en-
viamos una contrapropuesta en 2011, pe-
ro el gobierno mexicano no reaccionó, sino
hasta octubre pasado, luego de las eleccio-
nes presidenciales. Nosotros hubiéramos
esperado que esa reacción viniera más tar-
de, una vez comenzada la nueva administra-
ción, pero no fue así”, reveló.
Indicó además que la dependencia que
lleva las negociaciones del lado mexicano
no es la Secretaría de Gobernación, sino la
Procuraduría General de la República.
“El tratado de seguridad que negocia-
mos con México es como el que firmamos
con muchos otros Estados que tienen pro-
blemas. Pero este caso en especial ha des-
pertado mucha atención. Ninguna otra firma
de este tipo de tratados había tenido tan-
ta atención de la opinión pública (tanto ale-
mana como mexicana)”, comentó ante el
auditorio.
En el caso de México, el acuerdo se re-
fiere sobre todo “al intercambio de informa-
ción sobre delincuentes, redes delincuen-
ciales, organizaciones terroristas, escenas
del crimen, hora del crimen, infracción de la
norma y medidas acordadas, así como una
operativa colaboración conjunta que lleve,
eventualmente, apoyo personal o material
por parte de Alemania”, detalló la organiza-
ción civil Coordinación Alemana por los De-
rechos Humanos en México (CADHM).
Fuentes consultadas por este semana-
rio señalan que se trata de acuerdos que se
adoptan de manera muy general respecto a
determinados puntos y que al operar pueden
centrarse en temas muy específicos, como
capacitación en derechos humanos para los
cuerpos policiacos, instrucción en preven-
ción de la corrupción, formación profesional
en el área de investigación y solución de ca-
sos en donde México tiene una gran carencia
y Alemania, en cambio, goza de una tradición
de análisis y recolección de pruebas.
Berger explicó que los límites de la coo-
peración entre México y Alemania estableci-
dos en el proyecto de acuerdo están regula-
dos por las leyes de cada Estado.
Detalló la forma de operación: Una vez
firmado el acuerdo por los dos gobiernos,
el Parlamento alemán lo tiene que ratificar.
Ya en operación, el gobierno mexicano ten-
dría que utilizar los canales diplomáticos pa-
ra hacer las solicitudes concretas de apoyo.
Por esta vía el Departamento Federal con-
tra la Criminalidad, del Ministerio del Interior,
analizaría y resolvería la petición.
Berger rechazó que mediante el acuerdo
México busque apoyo financiero o armas.
“México no es un país en desarrollo. No re-
quiere de nosotros ni dinero ni armas. Lo
que necesita es el know how, y lo que even-
tualmente nosotros podemos ofrecer es la
experiencia de cómo funciona exitosamente
una policía civil apegada a la legalidad den-
tro de un estado de derecho”, dijo.
México implica riesgo
El interés de Alemania en un pacto de es-
te tipo con México lo explicó el gobierno de
Merkel en la respuesta que hace un año en-
vió a los diputados de Die Linke:
“Debido a su situación geográfica, Méxi-
co tiene una interdependencia económica
con los Estados Unidos de América y repre-
senta hoy un papel estratégico dentro del co-
mercio de droga internacional debido a su
apertura económica hacia Europa. Los cárte-
les mexicanos han desbancado a las organi-
zaciones colombianas en el transporte y ven-
ta de droga en Norteamérica. Por ello no se
B
e
n
j
a
m
í
n

F
l
o
r
e
s
Calderón y Merkel. Proyecto de cooperación
48

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
de asistencia judicial para que investigue
el flujo irregular de los G-36 de H&K den-
tro de México. La autoridad no ha querido
precisar la fecha en que lo hizo.
Esos fusiles fueron adquiridos y entre-
gados por la Secretaría de la Defensa Na-
cional (Sedena) a las policías de Chihua-
hua, Chiapas, Guerrero y Jalisco.
El periodista alemán señala que la fis-
calía de Stuttgart ahora pide que la justi-
cia mexicana investigue –entre otras ins-
tancias de la Sedena encargadas de la
compra de los G-36– a los mandos de la
Dirección de Comercialización de Armas y
Municiones (DCAM).
Grässlin –quien en abril de 2010 inter-
puso la demanda contra H&K que dio pie a
las investigaciones de la justicia alemana–
denunció que esa empresa había soborna-
do al militar que se ocupó en la DCAM de
concretar la transacción y distribuir los
fusiles en los estados vetados, un general
descarta que los cárteles mexicanos vean
en Europa un potencial mercado.
“Si bien México, como país de trán-
sito de droga, no representa en este mo-
mento un gran problema para Europa,
existen ya advertencias aisladas de acti-
vidades de cárteles mexicanos en Euro-
pa, que se refieren, en primera instancia,
a actividades de contrabando sobre todo
hacia España e Italia. Dentro de Europa,
Alemania sigue siendo un país de tránsi-
to en el tráfico de cocaína procedente de
México. En ese sentido, podrían ser ase-
gurados distintos cargamentos en aero-
puertos alemanes.”
La CADHM alertó sobre los riesgos:
“La coordinación teme que este acuer-
do, basado en un diseño elaborado en
diciembre de 2010 por la Secretaría de
Relaciones Exteriores de México, sea en
realidad una herramienta usada por el go-
bierno mexicano para dotar de legitimi-
dad a la lucha contra el narcotráfico y pa-
ra presentar a México como un verdadero
estado de derecho.
“El Ministerio de Relaciones Exteriores
alemán conoce y reconoce los tremendos
problemas de derechos humanos en los
que están involucradas las fuerzas de se-
guridad mexicanas. Sin embargo se deja
llevar por una doble estrategia que sigue
el gobierno federal mexicano, que se ba-
sa, por un lado, en la admisión del estado
actual de violaciones a los derechos hu-
manos por parte de policías y militares, y,
por otro lado, de garantías verbales en el
sentido de que se trabaja por encontrar un
mejoramiento de la situación”, señaló en
un posicionamiento público dirigido al go-
bierno alemán.
Ante el nuevo gobierno la CADHM
plantea: “Tiene que haber un compromiso
del nuevo gobierno (...) y no sólo eso, si-
no pasos y avances serios en materia de
derechos humanos antes de negociar un
acuerdo, que además pretende ‘capacitar’
a los cuerpos policiales que reprimen y vio-
lan esos derechos”, asegura a Proceso la
coordinadora de la red, Carola Hausotter.
En opinión de la CADHM, el gobier-
no alemán tendría que atender cuatro
puntos concretos en la negociación del
acuerdo: ceñirse a la cláusula referen-
te a los derechos humanos que estipula
la Unión Europea en su tratado comer-
cial con México, “extraterritorializar” las
directrices europeas de protección a los
defensores de derechos humanos, dotar
de recursos para impulsar el funciona-
miento de “proyectos alternativos de se-
guridad” y establecer públicamente sus
prioridades concretas en el tema de de-
rechos humanos en México y comprobar
su cumplimiento. O
I NTERNACI ONAL / ALEMANI A

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 49
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
“de apellido Aguilar” que recibió una co-
misión de 25 dólares por cada G-36 distri-
buido, como reportó la agencia Apro el 3
de enero de 2011.
Según Grässlin –cuya fuente es un exem-
pleado de alto rango de H&K–, el encargado
de entregar los sobornos fue Markus Bantle,
el representante de esa firma en México y
gerente de la empresa Lamar.
El pago de esos sobornos, precisa, se
habría realizado en efectivo. Asegura que
el primer encuentro entre Bantle y Agui-
lar tuvo lugar en febrero o marzo de 2006.
El 15 de marzo de 2011, en respuesta a
una solicitud de acceso a la información,
la Sedena divulgó los nombres de los res-
ponsables de la adquisición de los fusi-
les alemanes y los organismos implicados
entre 2006 y 2009.
Los permisos extraordinarios de im-
portación, señala la Sedena, fueron emi-
tidos por la Dirección General del Regis-
tro Federal de Armas de Fuego y Control
de Explosivos, cuyos directores fueron los
generales Arturo Pérez Cabello (del 16 de
enero de 2006 al 15 de mayo de 2007), Ge-
rardo Rubén Serrano Herrera (del 16 de
mayo de 2007 al 31 de enero de 2009) y
Adolfo Domínguez Martínez (del 1 de fe-
brero de 2009 al 1 de abril de 2010).
Los directores de la DCAM fueron en ese
periodo el coronel Ricardo Martín Rodríguez
y el teniente coronel Raúl Manzano Vélez.
Los contratos fueron firmados por la
Dirección General de Industria Militar, cu-
yos titulares fueron los generales Juan Al-
fredo Oropeza Garnica (del 1 de enero de
2005 al 30 de noviembre de 2006), Humber-
to Alfonso Guillermo Aguilar (del 1 de di-
ciembre de 2006 al 31 de marzo de 2008) y
Evodio Aquino Maldonado (que llegó a ocu-
par el cargo el 1 de abril de 2008).
La conexión alemana
Vogel explica a este semanario que a me-
diados de 2006 la Oficina Federal de Eco-
nomía y Control Exportador (BAFA) au-
torizó la venta de los G-36 a México y lo
mismo hizo el Consejo Federal de Seguri-
dad, organismo presidido por la canciller
Angela Merkel.
Los permisos autorizados por Alema-
nia contenían una cláusula de embargo a
los cuatro estados mexicanos referidos.
Desde 2005, afirma Grässlin, H&K llegó a
un acuerdo marco con la DCAM y firmaron
un contrato final para la adquisición de en-
tre 3 mil y 5 mil G-36 (Proceso 1769).
Agrega que en 2008 H&K organizó,
“con miras a posibles envíos futuros”, una
presentación –que duró tres días– de sus
fusiles G-36 en Jalisco, por la cual el go-
bierno estatal les mandó una carta de
agradecimiento. La empresa aceptó haber
realizado el evento.
En Alemania, señala Vogel, se investiga
especialmente a dos diputados de la mis-
ma región donde se ubica la sede de H&K,
Oberndorf, quienes presuntamente reci-
bieron sobornos, en forma de donaciones,
para facilitar los permisos de exportación
de las armas. Ambos rechazan cualquier
acusación.
Uno es Volker Kauder, presidente del
grupo parlamentario de la Unión Democra-
tacristiana de Alemania/Unión Cristianoso-
cial de Baviera, quien recibió 70 mil euros en
donaciones de H&K entre 2001 y 2011.
Otro es Ernst Burgbacher, líder del Par-
tido Liberal Democrático (FPD) en Tuttlin-
gen y desde el 29 de octubre de 2009 se-
cretario de Estado Parlamentario en el
Ministerio Federal de Economía, en cuyo
seno funcionan las instancias que aprue-
ban los permisos de exportación de armas.
El rotativo alemán Stuttgarter Zeitung
reportó el 9 de diciembre de 2011 que la fis-
calía de Stuttgart había descubierto que
la FPD de Tuttlingen había recibido 15 mil
euros de donaciones por parte de H&K en-
tre 2009 y 2011.
Esas donaciones estaban asociadas a
una autorización específica para la ven-
ta de armas a México, según comunicacio-
nes de correo electrónico entre la empre-
sa y Burgbacher, halladas por la fiscalía de
Stuttgart en el material informático confis-
cado durante el allanamiento a las oficinas
del consorcio en Oberndorf el 21 de diciem-
bre de 2010.
Por otro lado, el gerente de H&K, Pe-
ter Beyerle, fue hasta noviembre de 2005
juez del distrito de Rottweil, en cuya juris-
dicción se encuentran Oberndorf y las cir-
cunscripciones de los diputados sujetos a
investigación.
Fue Beyerle quien cabildeó personal-
D
a
n
i
e
l

M
a
u
r
e
r

/

d
a
p
d
La armería alemana. Ventas prohibidas
Vogel. Justificación
50

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012
I NTERNACI ONAL / ALEMANI A
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
mente ante el gobierno federal alemán
para que se autorizaran las ventas de los
G-36 a México, apunta Grässlin.
La fiscalía alemana investiga si esas
“donaciones” sirvieron para corromper a
funcionarios alemanes o mexicanos.
H&K niega todas las acusaciones. En
agosto de 2010 Andreas Heeschen, uno de
los mayores inversionistas de H&K, decla-
ró a la revista alemana Wirtschafts Woche
que la empresa no había efectuado ven-
tas “directas” a los estados mexicanos ba-
jo embargo, ya que las armas se enviaron
a México “a un lugar de entrega centra-
lizado”, en referencia a la Sedena, por lo
que la empresa había cumplido con las le-
yes alemanas.
Heeschen acusó que incluso las auto-
ridades mexicanas habían firmado una
“declaración de destino final”, con la que
garantizaban que los G-36 serían usados
en las condiciones que indica la autoriza-
ción alemana.
Según el referido documento de la Se-
dena, entre 2006 y 2009 esa institución “ad-
quirió y recibió” 9 mil 652 fusiles de asalto
G-36, por los que pagó 13 millones 76 mil
254.52 euros.
Sin embargo, según el mismo documen-
to, ese armamento fue “entregado” por la
Sedena “a las secretarías de seguridad pú-
blica y procuradurías generales de justicia”
de 27 estados de la República. Casi la mitad
de ellos (4 mil 798) fueron “entregados” a los
cuatro estados bajo embargo de armas de
factura alemana.
La policía de Jalisco obtuvo 198 fusiles;
la de Chiapas, 561; la de Guerrero, mil 924,
y la de Chihuahua, 2 mil 113, el mayor nú-
mero entregado a un estado.
De hecho, en 2007 –consta en la denun-
cia– H&K solicitó a la BAFA un permiso pa-
ra exportar piezas de repuesto a los 31 es-
tados mexicanos. Cuando la autoridad
alemana le preguntó la razón por la que
incluía los cuatro estados vetados, la em-
presa contestó que se trataba de un error.
Grässlin detalla que el gobierno de Chiapas
fue el primero que solicitó esos repuestos.
Proceso pregunta a Vogel si el embar-
go alemán sólo impide el uso de los fusi-
les por las policías locales de los estados
en cuestión, incluso si éstas fueron adqui-
ridas a escala federal, o también la utili-
zación sobre sus territorios, en cuyo caso
ni los policías federales podrían portarlas.
“Ese es el problema. No está claro. La
fiscalía de Stuttgart debe hacer públicos
los documentos y contratos para conocer
las condiciones de venta. Tampoco nues-
tras leyes de venta de armas son trans-
parentes. Es un asunto que tenemos que
resolver en Alemania”, dice. (Con informa-
ción de Francisco Olaso) O

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 51
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
Diez años
de calvario
Marita Verón fue secuestrada por una red de proxenetas en la
ciudad argentina de Tucumán en abril de 2002. Su madre, Su-
sana Trimarco, lleva más de 10 años tratando de localizarla.
En su búsqueda consiguió colocar el drama de la explotación
sexual en la agenda de los medios de comunicación, ayudó a
liberar a decenas de jóvenes confinadas en prostíbulos e im-
pulsó la aprobación de una nueva ley en Argentina en contra
de la trata de personas. El proceso judicial en torno a Marita
revela un entramado de complicidades en el que participan
policías, funcionarios judiciales y políticos. El fallo contra los
13 imputados se conocerá este mes.
FRANCISCO OLASO
B
UENOS AIRES.- “A mi hija la
quiero buscar yo”. Así le res-
pondió Susana Trimarco al
comisario Julio Díaz, subse-
cretario de Seguridad de la
provincia de Tucumán, cuando
éste le propuso incluir en la búsqueda de
la joven a la empresa de taxis Cinco Estre-
llas, la más importante de esa ciudad.
“Tienen convenios con nosotros. Poseen
3 mil 500 autos y más armas que nosotros”,
sostuvo el funcionario, según la mujer.
María de los Ángeles Verón, de 23 años,
había desaparecido dos días antes, el 3 de
abril de 2002. Marita –como todos la llama-
ban– salió esa mañana para una consul-
ta con el médico y no se supo más de ella.
Vivía con David Catalán y la hija de
ambos, Micaela, de tres años. Tenía una
relación muy estrecha con sus padres y
algunas amigas. Nadie había tenido noti-
cias de ella. Tampoco se reportó su ingreso
en ninguno de los hospitales de la ciudad.
“Durante la mañana sentí algo feo, un
presentimiento, una desesperación, una
cosa en mi corazón”, contó Susana Tri-
marco en el juicio que se sigue en Tucu-
mán contra 13 personas acusadas del se-
cuestro de la joven, así como de instigarla
a la prostitución.
Trimarco y su marido, Daniel Verón,
estaban seguros de que a su hija le había
pasado algo. Verón era asistente del legis-
lador José Gallo Gutiérrez. Por mediación
de éste consiguió la entrevista con Julio
Díaz, responsable de Seguridad de la pro-
vincia, 48 horas después de la desapari-
ción de Marita.
“Como estúpida iba a la Casa de Go-
bierno. Digo estúpida porque la mafia es-
taba ahí. Ellos me mandaron a hablar con
los Ale”, expresó Susana Trimarco en el
juicio más importante contra una red de
trata de personas que se haya realizado en
Argentina.
Al principio la mujer se opuso a que
La historia de Marita
52

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
los taxis Cinco Estrellas participaran de
la búsqueda de su hija. En Tucumán se
vincu laba a esa empresa con la mala fama
de uno de sus dueños: Rubén La Chancha
Ale. Así se lo hizo saber Trimarco al subse-
cretario de Seguridad en 2002.
“El gobierno les paga, ellos van a bus-
car a Marita”, respondió el funcionario.
Rubén La Chancha Ale es un oscuro per-
sonaje de la ciudad. Es conocido por haber
sido presidente y jefe de la barra brava del
Club San Martín de Tucumán. Tiene ante-
cedentes penales vinculados al juego ile-
gal, las mesas de dinero y los prostíbulos.
En abril de 2002 era uno de los dueños de
Cinco Estrellas. La otra propietaria, María
Jesús Rivero, era su pareja en ese enton-
ces. La mujer es una de los 13 imputados
en este juicio de carácter emblemático. Se
le acusa de ser la autora intelectual del se-
cuestro de Marita. La fiscalía pidió para
ella una pena de 25 años de prisión.
Trimarco accedió finalmente a acom-
pañar a su marido hasta la central de Cin-
co Estrellas. Allí La Chancha Ale y María Je-
sús Rivero se pusieron a las órdenes de los
padres de Marita. Se comprometieron a pe-
gar un cartel con su cara en todas las uni-
dades. A la reunión también asistió el co-
misario mayor Víctor Hugo Lisandro, pese
a ser el jefe de una Brigada de Investiga-
ciones ajena a la jurisdicción en que desa-
pareció la joven. Meses más tarde este fun-
cionario policial ordenó una búsqueda
ostentosa e inútil que se prolongó duran-
te tres días, con 150 efectivos, en medio de
unos cañaverales. Trimarco lo considera
hoy como una pieza más del engranaje de
encubrimiento, pistas falsas, difamación,
hostigamiento y amenazas que la familia
recibió desde el primer día en que desapa-
reció Marita.
José D'Antona, uno de los abogados
que representa a Trimarco, ha reclamado
un segundo juicio en el que se investigue
a personas que habrían intentado desviar
la pesquisa o dar falsos testimonios. En-
tre éstas destacan Julio Miranda, goberna-
dor de la provincia de Tucumán entre 1999
y 2003; su subsecretario de Seguridad, Julio
Díaz; el exsecretario judicial, Ernesto Baa-
clini; quien encabezaba la Brigada de In-
vestigaciones de la policía local; Víctor Hu-
go Lisandro, y el entonces dueño de Cinco
Estrellas, Rubén La Chancha Ale.
Cinco Estrellas
El negocio de la trata de personas en Ar-
gentina tiene actores primarios y secun-
darios. Los “reclutadores” son hombres o
mujeres cuya función es captar a las mu-
jeres para los prostíbulos a través del en-
gaño (trata blanda) o el secuestro (trata
dura). “En Argentina la mayoría de las chi-
cas son captadas a través de engaños, de
falsas promesas laborales: se les promete
trabajo de mucama, de niñera o en restau-
rantes como meseras”, explica a Proceso
Andrea Romero Rendón, directora de pro-
yectos de la Fundación María de los Ánge-
les, creada por Susana Trimarco para lu-
char contra la trata y brindar asistencia
integral a las víctimas.
Los “reclutadores” trabajan con “mar-
cadores”, que “suelen ser taxistas, pelu-
queras o vendedores ambulantes”, seña-
la un reportaje que publicó el diario La
Nación el 6 de enero de 2008. “El circui-
to se completa con los proxenetas –‘mari-
dos’ o ‘madames’–, que obtienen sus ga-
nancias mediante la explotación sexual
de una o más mujeres, y los regentes de
los prostíbulos, que son los dueños o ad-
ministradores de los locales, aunque es-
tos últimos también pueden ser proxene-
tas. Los tratantes secundarios, no menos
importantes, son los que aportan la pro-
tección necesaria para que todo el engra-
naje funcione.
Trimarco cree saber quién fue la per-
sona que entregó a su hija. A comienzos
de 2002, Marita había decidido ponerse un
dispositivo intrauterino. Una enfermera
que vivía en su barrio, Patricia Soria, le re-
comendó acudir a la clínica Maternidad de
Tucumán. Soria trabajaba allí y podía agi-
lizarle el trámite. El precio era más acce-
sible que en cualquier otro lado. La enfer-
mera se mostró muy interesada en saber
el día exacto en que Marita iría a la clínica.
Le recordaba no olvidar el documento de
identidad, sosteniendo –de manera erró-
nea o intencional– que en la clínica debía
ser sellado. Horas después de que Marita
desapareció, la enfermera se mostró ner-
viosa y hosca frente al padre de la joven.
“¿Cuánto te pagaron por entregar a Mari-
ta?”, le preguntó Trimarco a Soria en un ca-
reo que se realizó durante el juicio.
En la comisaria, la policía local puso
innu merables trabas antes de dejar asen-
A
P

p
h
o
t
o

/

N
a
t
a
c
h
a

P
i
s
a
r
e
n
k
o
F
u
n
d
a
c
i
ó
n

M
a
r
í
a

d
e

l
o
s

Á
n
g
e
l
e
s
Trimarco con la foto de Marita. Búsqueda
I NTERNACI ONAL / ARGENTI NA

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 53
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
tada la denuncia. Faltaba papel para redac-
tarla –dijeron– y combustible para que una
camioneta se pusiera en movimiento. La
única investigación efectiva fue realizada
por Trimarco. Tan es así que prácticamen-
te todo el material probatorio del juicio que
se sigue en Tucumán ha sido aportado por
la parte querellante y no por la fiscalía.
Al tercer o cuarto día de la desapari-
ción de la joven, sus padres recibieron una
llamada anónima. Un hombre dijo haber
pasado en bicicleta en el momento en que
Marita era subida a golpes por dos hom-
bres en un taxi de Cinco Estrellas. A Tri-
marco le llegaron rumores de una vecina
que había visto lo ocurrido. Ésta ratificó
frente a la madre de Marita lo dicho por el
testigo anónimo. No obstante, se negó ro-
tundamente a declarar. Tenía miedo: “To-
dos sabemos quiénes son esos de Cinco
Estrellas”, citó Trimarco sus palabras du-
rante el juicio.
Ante esos testimonios coincidentes,
la madre denunció a la compañía de taxis
ante los medios. Días más tarde, su mari-
do fue citado a la central de Cinco Estre-
llas. Le dijeron que debía callar a su mujer.
A la casa comenzaron a llegar pistas falsas
y amenazas por teléfono. Cobró peso una
campaña de calumnias contra la víctima
y sus familiares directos. Sin embargo, Tri-
marco siguió adelante.
“Una mujer que trabaja en la noche nos
dice que sabía lo que le pasó a Marita. Nos
dio datos de dónde la tuvieron cautiva, y
que la secuestraron para la explotación
sexual en La Rioja”, declaró Trimarco du-
rante el juicio. La mujer les dijo que Marita
había sido vendida por 2 mil 500 pesos. “Me
resistía a creerlo”, afirmó Trimarco.
Los padres de Marita dieron esa infor-
mación a las autoridades. Pero tan pronto
como surgió esa pista en la provincia ve-
cina de La Rioja, hubo nuevos indicios que
condujeron la investigación a la provincia
de Salta. El fiscal Ernesto Baaclini quería
que Trimarco acusara a David, pareja de
Marita, de haberla asesinado, denunció la
madre. Ella se negó.
Reconstrucción
“Las llevan a un hotel o casa, un centro de
‘entrenamiento’. Ahí las someten a las pri-
meras violaciones para prostituirlas. Las
que menos resistencia oponen, por mie-
do, por las amenazas, son trasladadas ha-
cia las grandes ciudades. Las que más se
resisten, la mayoría, van a los burdeles que
están a los costados de las rutas. Se apro-
vechan de la falta de contención de las chi-
cas, a las que convencen con promesas de
tapas de revistas o castings.”
Así describió Zaida Gatti, asesora del
programa Las Víctimas Contra Las Violen-
cias, del Ministerio de Interior de la Nación,
el primer tramo de sometimiento que ejer-
cen los proxenetas con las ‘mujeres niñas’,
según el citado reportaje de La Nación.
“Las tienen marcadas, no eligen a cual-
quiera. Les pegan tanto...”, dijo Trimarco en
esa publicación. “Les ponen el revólver en
la cola, en la boca; las queman con cigarri-
llos, las violan, y de esa forma las van so-
metiendo”.
Marita habría sido secuestrada cerca
de la clínica Maternidad de Tucumán. A
Víctor Ángel Rivero, hermano de la impu-
tada María Jesús Rivero, se le acusa de ha-
berle pegado con la culata de una pistola
9 mm en la cabeza para introducirla en el
vehículo de Cinco Estrellas. La fiscalía pi-
de 25 años de prisión para este sujeto.
Marita habría sido llevada a una ca-
sa de la ciudad de Tucumán, donde vivían
dos de los acusados: Daniela Milhein y su
pareja Andrés Alejandro González. Marita
estuvo cautiva allí dos días. Así lo decla-
ró Fátima Mansilla, quien compartió con
ella la misma habitación. “La chica estaba
realmente mal. Tenía muchas ojeras, co-
mo moradas. Se veía que estaba perdida,
con los ojos desorbitados”, contó Mansilla
en el juicio. “Esta chica balbuceaba, como
si no hubiera tenido la fuerza suficiente
para hablar, y en un momento ha llegado
a babear”.
Al tercer día de su desaparición, Mari-
ta fue vista a unos 30 kilómetros de Tucu-
mán. Iba tambaleante, como drogada, con
tacones altos. “Los policías que levantaron
a Marita en la localidad de La Ramada di-
cen que la subieron a un ómnibus que vol-
vía a Tucumán, pero su relato hace agua”,
sostuvo el diario Clarín en una nota fecha-
da el 19 de mayo de 2005. “Todo indica que
la chica había llegado hasta ahí escapan-
do de una fiesta sexual, su primer destino
de explotación”. Y que la devolvieron a sus
captores, tal como les ha ocurrido a otras
chicas, a las que Trimarco ayudó a liberar
de la esclavitud en los prostíbulos.
Otra de las jóvenes que testificó en el
juicio, Andrea R., asegura que fueron los
Ale quienes organizaron el traslado de Ma-
rita a los burdeles de La Rioja, según infor-
mó el pasado 17 de febrero el diario Página
12. En los dos años siguientes, numerosos
testimonios confirman la presencia de Ma-
rita en los burdeles de Lidia Irma Medina.
Al menos cinco mujeres, secuestradas y
obligadas a prostituirse, le refirieron a Tri-
marco las charlas que tuvieron con su hija.
Lidia Irma Medina, de 47 años, es la
principal proxeneta de La Rioja. Es madre
de los hermanos José Fernando Gómez,
alias Chenga, de 30 años, y Gonzalo José Gó-
mez, de 23 años. “Ellos eran los dueños, son
los que regenteaban y golpeaban a las mu-
jeres”, denunció el abogado José D’Antona.
El negocio mundial de la trata de per-
sonas se ubica en el tercer lugar detrás de
la venta de armas y el comercio de drogas.
“Cuando la víctima es una menor, una ni-
ña, según la Organización Internacional del
Trabajo, puede generar, ella sola, una ga-
nancia de 130 mil dólares al año”, dice el in-
forme citado por el reportaje de La Nación.
Andrea Romero Rendón, de la Funda-
ción María de los Ángeles, es renuente a
estimar la cantidad de dinero que mueve
ese negocio. “Si a una chica se le sacan 50
pesos (10 dólares) por pase, y hace 10 pa-
ses en el día, que no son muchos, y que
la exploten solamente 20 días en el mes,
que siempre es más, ya estamos hablando
de que una sola chica le está dando rédi-
to al explotador de 10 mil pesos (2 mil dó-
E
F
E

/

S
e
b
a
s
t
i
á
n

D
e
l
g
a
d
o
Rivero. Presunta autora intelectual
54

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
lares) por mes”, explica. Pase significa que
la mujer atiende al cliente y el “marido”
le cobra.
Chenga Gómez habría sido el “compra-
dor” de Marita Verón, y su “marido”, co-
mo se llama en este ambiente a la per-
sona que se queda con lo que recauda la
joven obligada a ejercer la prostitución.
Está acusado de haberla violado y obliga-
do a dar a luz en cautiverio. A su herma-
no, Gonzalo José Gómez, se le acusa de re-
gentear los prostíbulos en La Rioja y haber
tenido “a cargo” a Marita. La fiscalía pide
25 años de prisión tanto para Lidia Medi-
na como para sus dos hijos.
Calvario
De los diferentes testimonios de las chi-
cas liberadas puede inferirse una imagen
aproximada del calvario que se vive en
esos prostíbulos. Las chicas hacían pases:
es decir, ellas atendían a los clientes, pero
cobraba Chenga Gómez. La comida era ba-
sura. Les daban cocaína para que trabaja-
ran más. Por sus cuerpos pasaban hasta
40 hombres cada día.
Los dueños les exigían trabajar has-
ta que “devolvieran” lo que habían pagado
por ellas. Luego les ponían multas por cual-
quier motivo, con lo cual la “deuda” nunca
se saldaba. Les exigían una cuota diaria. De
lo contrario había golpes. Las hacían adictas
y las obligaban a venderle drogas al cliente.
“Cada vez que escuchaba el testimo-
nio de esas chicas y me imaginaba que mi
hija estaba en esa situación, tomaba más
impulso y me decidía a no callarme”, di-
ce Trimarco. “Todos tienen que saber lo
que hacen estas lacras humanas en esta
situación”.
A Marita le tiñeron el pelo de rubio y le
pusieron lentes de contacto azules. “Una
puñalada en la espalda, siete puntos de-
trás de la oreja, el pelo teñido, los ojos de
color artificial; un niño en brazos y un sa-
ber tallado con violencia para poder so-
brevivir. Así describen a Marita las jóve-
nes que la vieron en los prostíbulos de La
Rioja”, publicó Página 12 en su edición del
pasado 17 de febrero.
Se le veía triste. Soportaba el calvario
con estoicismo y rezos. Su nombre artísti-
co era Lore o Loli, según cuenta Andrea R.,
una joven rescatada por Trimarco. Marita
no tenía permitido hablar con las otras chi-
cas. En las pocas oportunidades que esto
ocurrió, los testimonios son coincidentes:
solía decir “Yo no soy del ambiente”. Ma-
rita le dijo a otra de las chicas (Blanca V.)
que “Chenga la había violado para obligar-
la a cumplir con los pases y que él la ha-
bía embarazado y por eso tenía un hijo con
él. Era una ‘Doña’”. El proxeneta llama así a
la cautiva que elige como su “mujer”. “Pe-
se a tenerla cautiva, le ordena que viva con
él como su pareja, durmiendo juntos, ac-
cediendo a algunos lugares que el resto de
las mujeres tienen vedados. Pese a estos
supuestos ‘privilegios’, también son explo-
tadas en los salones de prostitución”, ex-
plica el diario La Voz en su edición del pa-
sado 21 de febrero.
Del hijo de Marita, nacido en cautive-
rio, no se tienen noticias.
Lorena T., quien compartió el calvario
con Marita, recordó que “en vísperas de un
allanamiento policial del que los encarga-
dos del local recibieron previo aviso, unos
hombres se llevaron a Marita en un Fiat
Duna blanco y no la vio más”, publicó Cla-
rín el pasado 11 de octubre.
En los prostíbulos de Lidia Irma Medina
los avisos previos provenían de un agente
de la policía riojana. Esta protección des-
alentaba cualquier intento de fuga de las
jóvenes. En este ambiente la fuga se pa-
ga con la vida. “Lo que hay que entender
es que la muerte es el final del camino pa-
ra la gran mayoría de esas niñas, no hay
cuerpito que aguante”, según dice Claudia
Lascano, de la coalición Alto a la Trata, en el
artícu lo de La Nación ya citado.
Durante estos años de búsqueda de
su hija, Trimarco ha participado de nume-
rosos allanamientos y ayudado a liberar,
hasta el momento, a 129 chicas. “Yo lo vi-
ví, lo palpé, me vestí (de prostituta) y estu-
ve a punto de que me violara un tipo del
burdel donde buscaba datos”, sostuvo du-
rante el juicio.
Afirma que los “capos” de este nego-
cio en el país no son más de siete u ocho,
y que tienen vínculos con redes de otros
países, principalmente México, España,
Italia, Colombia, Cuba, Chile y Bolivia.
En 2008, gracias al debate que suscitó el
caso de Marita, fue aprobada la Ley 26.364
que convirtió la trata de personas en deli-
to federal. La fiscalía de la provincia de Tu-
cumán pide penas de entre 12.5 y 25 años
de prisión para los siete hombres y las seis
mujeres acusados de secuestro y lenocinio.
José D’Antona, uno de los abogados
querellantes, ve más allá del fallo. Critica
el machismo dentro de la sociedad argen-
tina. “El cliente es partícipe de la explota-
ción”, resume Andrea Romero Rendón.
Los abogados defensores han pedido
la absolución de los 13 imputados. Su es-
trategia consiste en sostener que Lidia Ir-
ma Medina y sus hijos alquilaban los lo-
cales a terceros. Que no se trataba de
prostíbulos, sino de “whiskerías”. Que al-
gunas chicas se prostituían por su propia
voluntad y que entraban y salían cuando
querían. Que sus defendidos nunca vie-
ron a Marita. Al mismo tiempo han inten-
tado socavar el buen nombre de la joven.
“Se fue por su propia voluntad a hacerse
un aborto”, dijo el abogado Carlos Posse
durante el juicio. Medios de prensa vincu-
lados a servicios de inteligencia sostuvie-
ron que Marita ejercía la prostitución des-
de antes de su desaparición.
La guerra psicológica contra los fami-
liares de la víctima comenzó temprano.
“Puta, mentirosa, tu hija está en los pros-
tíbulos”, solían gritarle a Trimarco dos de
las acusadas que hoy se sientan en el ban-
quillo –María Jesús Rivero y Daniela Mil-
hein– cada vez que la madre de Marita
acudía a los tribunales con testigos o nue-
vos datos. “Puta, estamos disfrutando con
tu hija, con la plata que nos da vamos a
pagar la justicia”, le decían a través de co-
rreos electrónicos y mensajes de texto, se-
gún cuenta Trimarco. Amenazaban con
secuestrar a su nieta. O con contarle la ca-
beza y tirarla al río.
“Cuando Carlos Posse (uno de los abo-
gados defensores) dijo que mi hija se fue
de casa porque mi marido la violó, a él le
dio un accidente cardiovascular”, dice Tri-
marco. El marido de ésta, Daniel Verón,
murió en 2010. “Yo no quiero morirme co-
mo murió Daniel, llorando”, dice la madre
de Marita.
“Desgraciadamente me convertí en es-
pecialista de este delito porque lo palpé, lo
viví”, dijo Trimarco el 16 de febrero a La Gace-
ta de Tucumán. “Y busco a mi hija –sostuvo–.
Jamás la voy a dejar de buscar, caiga quien
caiga. Mi misión es mi hija. No quiero cerrar
los ojos hasta antes saber de ella.”
h
t
t
p
:
/
/
w
w
w
.
e
l
s
i
g
l
o
w
e
b
.
c
o
m
/
n
o
t
a
.
p
h
p
?
i
d
=
7
6
3
4
7
Ale. Mafia en Tucumán
I NTERNACI ONAL / ARGENTI NA

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 55
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
56

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

GABRIELA HERNÁNDEZ
P
UEBLA, PUE.– El martes 11 esta ca-
pital celebrará 25 años de ha-
ber sido declarada Ciudad Pa-
trimonio de la Humanidad por
la Organización de las Nacio-
nes Unidas para la Educación,
la Ciencia y la Cultura (UNESCO), en me-
dio de denuncias contra el gobernador Ra-
fael Moreno Valle.
Un grupo de académicos y organismos
nacionales e internacionales lo acusan de
poner en riesgo esta denominación por
las obras “arbitrarias” que ha impulsado
durante su gestión, entre ellas el Viaduc-
to Zaragoza y la alteración del entorno de
los fuertes de Loreto y Guadalupe, por lo
cual incluso fue demandado ante la Pro-
curaduría General de la República.
Ahora, arguyen sus detractores, More-
no Villa se empecina en construir un tele-
férico que, según él, debe quedar listo en
marzo del año próximo, cuando esta ciu-
dad sea la sede del Tianguis Turístico 2013.
La semana pasada, la presidenta del
Consejo Internacional de Monumentos y
Sitios (Icomos, por su acrónimo en inglés),
Olga Orive Bellinger, envió un reporte a la
sede Internacional de ese organismo, que
se encuentra en París, Francia, para que és-
te, a su vez, informe al Centro de Patrimo-
nio Mundial de la UNESCO sobre el impacto
negativo de las obras morenovallistas en el
conjunto arquitectónico y paisajístico de la
zona de monumentos de Puebla.
El martes 11, cuando los alcaldes de
las ciudades patrimonio se concentren
aquí para participar en el aniversario de
plata de la declaratoria de Puebla por par-
te de la UNESCO, el Consejo Ciudadano
del Centro Histórico y otros organismos
locales harán un pronunciamiento para
exigir que se detenga la destrucción y al-
teración de la zona histórica de la ciudad,
en particular la construcción del teleféri-
co porque, dicen, “impactaría irreversible-
mente en el paisaje poblano”.
Los especialistas han manifestado que
este proyecto turístico de Moreno Valle bus-
ca convertir a Puebla en un Disney World.
Desde el centro de la Angelópolis se
observa la enorme torre metálica que co-
menzó a levantarse en el Cerro de Acueya-
metepec, donde se libró la heroica Batalla
del 5 de Mayo. Con iguales dimensiones
–80 metros de altura y 30 de cimentación–
se inició la construcción de la otra termi-
nal del teleférico en el típico Barrio del
Artista, para lo cual fue demolida una ca-
sona del siglo XVII, pese a que estaba in-
cluida en el Catálogo de Bienes Inmuebles
Protegidos del centro histórico de Puebla
(número 4946).
Para el Comité Defensor del Patrimo-
nio Histórico Cultural y Ambiental de Pue-
bla, los funcionarios que impulsan la obra
están cometiendo un “delito federal”, por
lo que piden a las autoridades fincarles
responsabilidades e insisten en que se
restituya el inmueble afectado.
El teleférico forma parte del proyecto co-
nocido como “Corredor Turístico Los Fuer-
tes-la Catedral”, en el que el gobierno estatal
y el ayuntamiento, a cargo de Eduardo Ri-
vera Pérez, invierten 480 millones de pesos.
Las obras incluyen también la restauración
de fachadas, banquetas y calles, así como la
construcción de una ciclovía y la ilumina-
ción y rescate de parques de la zona.
Aun cuando los trabajos ya se inicia-
ron, poco se sabe sobre el proyecto del te-
leférico. Hasta ahora, sólo el secretario de
Infraestructura, Antonio Gali Fayad, ha
declarado que la ruta abarcará 2 kilóme-
tros e irá de Los Fuertes al Centro Histó-
rico en ambos sentidos, contará con dos
torres de soporte y dos terminales de
transferencia y su cimentación costará 10
millones de pesos.
Sin embargo, se desconoce el monto
de la inversión total y el nombre de la em-
presa responsable de ejecutar la obra.
La desinformación
Al principio, los promotores del proyec-
to aseguraron que una de las terminales
La
megalomanía turística
de Moreno Valle
G
a
b
r
i
e
l
a

H
e
r
n
á
n
d
e
z
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
PATRI MONI O / PUEBLA

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 57
se ubicaría en el Centro de Convenciones,
pero súbitamente derribaron la antigua
Casa del Torno, que habitó el fundador del
Barrio del Artista, José Márquez Figueroa.
Los artistas que tienen sus talleres
en ese tradicional paseo no conocieron
los motivos. Tampoco el Instituto Nacio-
nal de Antropología e Historia (INAH),
cuyos directivos dijeron que nunca au-
torizaron derribar el inmueble.
Pese a ello, Gali Fayad insistió en que
la demolición estaba acordada con el ins-
tituto porque el inmueble “carecía de va-
lor histórico” luego de haber sido afectado
por la introducción del drenaje moderno
hace 20 años.
El Consejo Ciudadano del Centro His-
tórico y el Icomos-Puebla se indignaron y
respondieron al funcionario: “De ser así, se
podría demoler hasta el Palacio Nacional”.
La otra torre, según el proyecto, estaría
también en el Centro Histórico, pero las
autoridades aún no definen dónde estará.
Y aunque desde el pasado 24 de
agosto Gali Fayad anunció que se estu-
diaba la posibilidad de construir aquí
un teleférico similar a los de Zacate-
cas y Guanajuato –un atractivo turísti-
co que Puebla “se merece”, dijo–, toda-
vía no hay nada definido.
Al mes siguiente, el 28 de septiembre,
Moreno Valle reiteró que el teleférico esta-
rá listo antes de que esta capital sea sede
del Tianguis Turístico, a realizarse del 17 al
20 de marzo de 2013.
El 10 de octubre el delegado del INAH,
José Miguel Rivas García, aseguró que el
proyecto aún estaba en estudio. Sin em-
bargo, para principios de noviembre la
obra ya estaba en marcha.
El Comité Defensor del Patrimonio
Histórico Cultural y Ambiental de Puebla
sostiene que tanto el Viaducto Zaragoza
como la intervención a Los Fuertes y las
obras del teleférico in-
cumplen con las nor-
mativas municipal y
estatal incluidas en la
Ley General de Asenta-
mientos Humanos, así
como en la Ley Fede-
ral sobre Monumentos
y Zonas Arqueológicos,
Artísticos e Históricos.
“En los casos men-
cionados, jamás se ha
seguido el cauce legal
señalado, dado que las
autoridades munici-
pales han manifesta-
do el desconocimien-
to de dichos proyectos
al momento de iniciar
su ejecución”, expone
la agrupación, formada por académicos,
especialistas y ciudadanos en un docu-
mento que subieron a internet a finales
de noviembre
El escrito, reproducido en varios dia-
rios locales, advierte también sobre la fal-
ta de los estudios de impacto ambiental y
de planeación urbana, lo que violenta las
cartas y tratados internacionales que re-
comiendan respetar siempre “la fisonomía
urbana heredada y su paisaje, así como la
autenticidad y la integridad de la ciudad
histórica” cuando se trate de proyectos de
intervención en los centros históricos.
Los trabajadores sindicalizados del
INAH también acusan a sus directivos de
actuar de manera complaciente con los
proyectos de obra emanados del gobierno
de Moreno Valle.
En los últimos meses se han quejado
en varias ocasiones de que las autoridades
del instituto ocultan información a los es-
pecialistas en temas de historia, arqueolo-
gía, urbanismo y arquitectura de Puebla.
En contraste, dicen, en las evaluacio-
nes y supervisiones siempre comisionan
a los mismos peritos, encabezados por
Sergio Vergara Berdejo, quienes “carecen
de la preparación académica”. Varios de
ellos incluso han enfrentado procesos in-
ternos por incumplir el perfil profesional
para ejercer el cargo.
De hecho, también han cuestionado la
capacidad del propio delegado del INAH,
José María Rivas García, quien antes fue
director de Ingresos y subcoordinador de
asesores en la gestión del alcalde Luis Pa-
redes, así como titular del órgano interno
de control del Instituto Nacional de Astro-
física, Óptica y Electrónica.
Francisco Vélez Pliego, presidente del
Consejo Ciudadano del Centro Histórico,
advierte también que el ayuntamiento de
Puebla no ha ejercido las facultades que
la ley le confiere para detener este tipo de
intervenciones, que no cuentan con expe-
diente técnico completo ni con licencias
Pese a las críticas de sindicalistas del INAH y organismos
internacionales por su proclividad a los proyectos “inno-
vadores” –el Viaducto Zaragoza– y “turísticos” –la alte-
ración de los Fuertes de Loreto y Guadalupe–, el gober-
nador de Puebla, Rafael Moreno Valle, no renuncia a su
megalomanía. Ahora está empecinado en sacar adelante
el proyecto del teleférico, que, dice, deberá estar listo para
marzo de 2013, cuando la capital del estado sea la sede
del Tianguis Turístico y celebre con ello sus 25 años como
Ciudad Patrimonio de la Humanidad.
G
a
b
r
i
e
l
a

H
e
r
n
á
n
d
e
z
Torre del teleférico. Contaminación visual
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
58

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

para demoliciones o para cambio de uso
de suelo.
En su escrito dirigido a la coordina-
dora del Comité Icomos-Puebla, Adelaida
Ortega Cambranis, Olga Orive, presiden-
ta del Icomos-México, menciona que el
INAH no atiende a sus llamados en rela-
ción con las obras que realiza el gobierno
de Moreno Valle.
“A pesar de las solicitudes al INAH (fe-
deral y a la delegación Puebla) para dete-
ner las múltiples agresiones al Patrimo-
nio Histórico de la Ciudad de Puebla, entre
ellos la demolición de edificios declarados
para convertirlos en estacionamientos, la
irreversible pérdida del paisaje histórico
en la zona de los Fuertes de Loreto y Gua-
dalupe, ocasionada por el ahora llama-
do ‘Museo Interactivo 5 de Mayo’, la cons-
trucción del Viaducto Zaragoza, no hemos
encontrado eco a nuestras peticiones”, se-
ñala Orive.
A su vez, el Icomos-Puebla denun-
ció la destrucción de otra casa del siglo
XVII, ubicada en la calle 2 Oriente nú-
mero 205, catalogada como monumento
histórico y que fue demolida para cons-
truir un estacionamiento, aun sin con-
tar con licencias.
El miércoles 5, el Comité Mexicano
de Conservación del Patrimonio Indus-
trial advirtió que la techumbre del casco
de la antigua fábrica textil La Esperan-
za –pionera del corredor industrial que
se ubicó en el río San Francisco, funda-
mental en el desarrollo de Puebla– fue
desmantelada. El gobierno no ha dado
ninguna información de lo que se pre-
tende hacer con este inmueble, pero los
especialistas temen que se relacione
con el proyecto del teleférico.
En un escrito, la arquitecta Rutilia
Amigón, la custodia Rita Cruz Valdez y
las restauradoras Elisa Ávila Rivera y Ol-
ga Ramos han alertado sobre las versio-
nes que se manejan en el sentido de que
otro de los proyectos “turísticos” del go-
bierno poblano es colocar un elevador
en una de las torres de la Catedral, cuya
estructura podría resultar dañada por
un aparato de esa naturaleza.
Y mientras que se invierten millo-
nes de pesos en proyectos “innovadores”,
desde el año pasado el gobierno de Mo-
reno Valle puso en venta al menos 15 ca-
sonas del Centro Histórico, entre ellas el
inmueble donde se fundó el Convento de
Santa Mónica, por no contar con recursos
para su restauración.
La semana pasada, la administración
estatal pidió autorización al Congreso
del estado para poner en venta otros in-
muebles, entre ellos la Casa del Escritor,
ubicada en la calle 5 Oriente 201.
Una “obra vistosa”
En las escasas declaraciones que ha hecho
sobre la polémica desatada por las obras
del teleférico, Moreno Valle se ha limita-
do a asegurar que éstas no se detendrán
y que cumplen con toda la normatividad
para no afectar el Centro Histórico.
De igual manera, el titular de la Secre-
taría de Infraestructura –quien por cierto
aspira a ser alcalde de esta ciudad– asegu-
ra que las diferencias con el INAH por la
destrucción de la antigua Casa del Torno y
las licencias del teleférico se deben a pro-
blemas de comunicación.
La titular de Icomos-Puebla, Adelaida
Ortega, critica al gobierno de Puebla por
su proclividad a impulsar obras turísticas
pretendidamente “innovadoras”, en lugar
de emprender el rescate de edificios his-
tóricos que son el verdadero patrimonio
de esta ciudad.
Con respecto a ciudades como Zaca-
tecas, que tienen un teleférico, Ortega ad-
vierte que en esa ciudad la topografía per-
mite ocultar las estructuras que sostienen
dicho atractivo turístico.
“Hay una gran diferencia” con la topo-
grafía de Puebla, dice. Aquí, para que pue-
da operar un teleférico deberán levantarse
torres metálicas que, además de visibles,
romperían con el contexto histórico y ar-
quitectónico de una ciudad declarada Pa-
trimonio de la Humanidad. O
PATRI MONI O / PUEBLA
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
PATRI MONI O / PUEBLA

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 59
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
60

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

60

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

Octavio Gómez
COLUMBA VÉRTIZ DE LA FUENTE
C
on indignación, académicos,
trabajadores administrati-
vos, técnicos y manuales del
Instituto Nacional de Antro-
pología e Historia (INAH), así
como investigadores y artis-
tas del Instituto Nacional de Bellas Artes (IN-
BA), exigen a los nuevos gobiernos federal y
del Distrito Federal la aclaración pública “de
la presencia de civiles con guante negro que
hacen presumible la evidencia organizada
de una provocación oficial y de la represión,
golpes y detenciones arbitrarias de los ele-
mentos policiacos contra la ciudadanía del 1
de diciembre”.
El historiador Felipe Echenique, se-
cretario general del Sindicato de Profe-
sores-Investigadores del INAH, determi-
na que se trata de espantar a la sociedad
para que no salga a marchar.
Los especialistas resaltan que el 1 de di-
ciembre “la gente manifestaba en forma pa-
cífica su repudio a la toma de posesión de
Enrique Peña Nieto como presidente, y lo hi-
cieron dentro del marco legal que otorga la
Constitución al derecho de libre expresión y
manifestación a cualquier ciudadano”.
El 4 de diciembre más de 10 sindica-
tos de esas dos instituciones se reunieron
en una conferencia de prensa, en la sala
Adamo Boari del Palacio de Bellas Artes, y
distribuyeron una carta dirigida al pueblo
de México y a las organizaciones y movi-
mientos sociales, donde se lee:
“Los gobiernos federal y de la Ciudad
de México instalaron desde el día 25 de no-
En la medida en que la información sobre los he-
chos del 1 de diciembre en San Lázaro y en el Cen-
tro Histórico ha ido fluyendo, la comunidad cultural
fue separando la actitud violenta con la protes-
ta pacífica de los jóvenes. Algunos de ellos fueron
detenidos injustamente, y pertenecen a escuelas
artísticas o de estudios sociales. Es el caso de estu-
diantes de la ENAH, del INBA y de la UNAM, entre
otros planteles. Frente a las evidencias de la arbitra-
riedad, se exige su liberación inmediata.
viembre fuertes y diversos cercos policia-
cos y militares alrededor del Congreso de
la Unión, Palacio Nacional y en otros pun-
tos del centro del DF, de manera por demás
intimidante y sin fundamento legal. Esas
acciones implicaron la violación sistemá-
tica de los derechos humanos de todos los
ciudadanos y derivaron en personas apre-
sadas, desaparecidas y gravemente heri-
das, como el caso del dramaturgo indepen-
diente Juan Francisco Kuykendall, de 67
años, quien se encuentra en coma por una
bomba de gas, entre otros.”
En la misiva repudian los hechos “or-
questados por estos dos gobiernos”.
Los firmantes son: Profesores-Investi-
gadores del INAH en Arquitectura, Escue-
la Nacional de Música, Escuela Superior
de Música; del INBA en los sindicatos si-
guientes: Investigadores, Administrativos
Técnicos y Manuales, de Museos, Escue-
las, Teatros y Oficinas (D-III-227), del Ce-
nart, de Bibliotecas, Grupos Artísticos, y
del Colegiado de Relaciones, Vinculación
Social y Organizaciones Adherentes de la
Sección X del SNTE, y de la XI del Colegia-
do Desarrollo Educativo y Cultural, Cole-
giado de Organización, Colegiado de Tra-
bajo y Conflictos, y Talleres Comunitarios.
El arquitecto Manuel Figueroa Matus,
coordinador de las delegaciones sindica-
les del sector educativo SEP (Secretaría de
El cerco. La trampa
h
t
t
p
:
/
/
w
w
w
.
y
o
u
t
u
b
e
.
c
o
m
/
w
a
t
c
h
?
v
=
W
R
c
y
X
r
A
3
9
s
A
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 61 1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 61
CULTURA
Educación Pública), en entrevista, destaca
que los sucesos del 1 de diciembre fueron
un montaje de las autoridades:
“Hubo provocadores porque hay vi-
deos en internet donde se les ve rompien-
do vidrios y los policías no los detienen,
sin embargo apresan a muchos después
de los actos de los alborotadores. Los
alumnos que están presos, coinciden sus
compañeros y maestros, son estudiosos y
no se meten en conflictos.
“Nosotros como sindicatos democráti-
cos somos solidarios y debemos apoyar a
los jóvenes para que se resuelva todo.”
Echenique platica que en los videos
se nota cómo la policía aisló por lo menos
en cuatro partes distintas al movimiento
y ahí los provocadores jugaron su papel:
“Personas con guante negro, camisa
negra y pantalón color beige fueron los que
empezaron a golpear y a saquear los in-
muebles sobre avenida Juárez, y no los aga-
rraron… Aunque Enrique Peña Nieto fir-
mó el Pacto por México con las principales
fuerzas políticas del país y se presenta co-
mo un presidente demócrata, ya empieza a
exhibir lo que es y lo que mostró para aca-
bar con los compañeros de San Salvador
Atenco. Ahora de lo que se trata es de cri-
minalizar la lucha, el movimiento.”
El jefe de Gobierno Marcelo Ebrard
acusó que grupos anarquistas planearon
“deliberadamente dañar la ciudad” y dijo
sentirse “indignado” por los daños provo-
cados a la restaurada Alameda Central y
al Hemiciclo a Juárez; este último padeció
una pinta.
“Pero a las ocho de la noche del 1 de
diciembre ya no tenía nada el Hemici-
clo, Ebrard lo solucionó y lo presumió por
twitter”, subraya Echenique. En un pri-
mer mensaje, Ebrard escribió: “Ya limpié
mi Hemiciclo”, y más tarde subió una foto.
Continúa el líder:
“Como trabajadores del INAH y del IN-
BA no podemos apoyar que se maltraten
los monumentos históricos. Pero el daño
al Hemiciclo fue relativo, en cambio en el
Palacio de Bellas Artes se dañó la acústi-
ca del teatro al remodelarlo y no hay pre-
sos. Siguen impunes los daños en la zo-
na arqueológica Tzintzuntzan, ubicada en
Michoacán, donde se construyó un mu-
seo sobre una de sus plataformas (Proceso
1869), y a los Fuertes de Loreto y Guadalu-
pe, en Puebla (Proceso 1856). Se pusieron
las demandas contra quienes resulta-
ran responsables, incluso contra Felipe
Calderón, así como en contra del enton-
ces director del INAH, Alfonso de María y
Campos, y del exsecretario de Educación
Pública, José Ángel Córdova Villalobos, y
nada (Proceso 1873). ¡En estos lugares his-
tóricos los daños si son irreversibles!”
Asunción Acevedo Nájera, secretaria de
Orientación Ideológica del comité delega-
cional sindical del INBA, manifiesta males-
tar y preocupación por cómo se han llevado
los casos de los hechos del 1 de diciembre:
“Repudiamos la violencia de la policía
y la intervención de provocadores. Apoya-
remos como se pueda. Brindamos nuestra
solidaridad. Yo vivo en el Estado de Méxi-
co y veo que el priismo llega más agresivo
que antes. Allí, en el Estado de México las
prácticas de represión se dejaron ver. Los
residentes de este lugar conocemos la tra-
yectoria de Peña Nieto.”
Chuayffet
Hay una preocupación por la designa-
ción de Emilio Chuayffet Chemor en la
SEP (quien por cierto el viernes 7 nombró
a Rafael Tovar y de Teresa al frente del Co-
naculta y a María Cristina García Cepeda
como titular del INBA): Los académicos
e investigadores pierden la esperanza de
que con este personaje político se solucio-
nen los problemas que enfrentan la edu-
cación y la cultura.
Para el historiador Echenique, la me-
moria es importante para alimentar el ca-
mino al futuro:
“Aquí hay que tener bien clara la his-
toria de todos los priistas que hoy vuelven
ante la represión
Espinoza, Mendoza, Figueroa, Acevedo y Echenique
Los sindicatos del INBA y del INAH,
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
62

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

62

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

COLUMBA VÉRTIZ DE LA FUENTE Y
ARMANDO PONCE
U
n grupo de estudiantes del Mo-
vimiento #YoSoy132 reunió a
24 artistas e intelectuales, es-
critores, historiadores, actores
y actrices, músicos, cineastas, entre otros,
en un video “para juntar más voces que
defendieran la causa de los que fueron in-
justamente detenidos el 1 de diciembre”,
cuenta la escritora Laura Esquivel, quien
participa en dicho corto, de tres minutos
27 segundos.
Titulado Si uno de nosotros está pre-
so, todos lo estamos, fue subido a la cuen-
ta YouTube Presos Libertad.
El historiador Antonio Velasco Piña sa-
le a cuadro:
“Nos dirigimos a la sociedad mexicana,
a las autoridades y al mundo en general pa-
ra lograr que no sean encarceladas perso-
nas que fueron totalmente inocentes.”
Así interviene la actriz Ana Ofelia Murguía:
“Exigimos a las autoridades que bus-
quen realmente a los verdaderos vánda-
los, que hagan su trabajo bien.”
Casi al final los actores Tenoch Huerta
y Damián Alcázar resaltan:
“Somos ciudadanos construyendo una
democracia, no vándalos destruyendo la
ciudad.”
Esquivel, autora del best-seller Co-
mo agua para chocolate, platica en entre-
vista que la contactaron y aceptó partici-
par “porque creo que es muy importante
que en México ante causas injustas levan-
temos la voz”.
Destaca que en el video se pide que se
efectúe una investigación seria y detallada:
“Sí hubo actos de vandalismo pero no
provinieron de ninguna manera de los es-
tudiantes. Recordemos, por ejemplo, que
en los últimos años que ha habido movi-
mientos de organización civil en Reforma
no se rompió ni un vidrio, qué casualidad
que llega el PRI y vuelven estos métodos
de contratar provocadores que en nom-
bre de los alumnos realizan actos atroces
para luego justificar una represión en con-
tra de los estudiantes.”
También intervienen Ernesto Anaya
(músico), Carlos Altamirano (fotógrafo),
Miriam Balderas (actriz), Héctor Bonilla
(actor), Marina de Tavira (actriz), Paulina
del Paso (documentalista), Marisol Ga-
sé (actriz), Jimena Guerra (actriz), San-
dra Laura Gutiérrez (artes escénicas),
Cassandra Ciangherotti (actriz), Mauricio
Katz (guionista), Tatiana Lipkes (escrito-
ra), Polka Madre (músico), Bruno Ose-
guera (productor), Verónica Ortiz Cis-
neros (gestora cultural), Gabriela Pérez
Cortés (productora), Hari Sama (director
de cine), Stefanie Weiss (actriz) y Diego y
Pato (músicos de Malditos Cocodrilos).
Esquivel espera que el video logre sen-
sibilizar, pero si no, “de todos modos no
pararán las voces, los reclamos, además
lo que se pide no es nada del otro mundo”.
Mariana Muñiz
El joven estudiante de guitarra en la Es-
cuela Superior de Música del INBA, Sergio
Valencia de la Peña, de 23 años, filmó la
represión de que fue objeto el grupo don-
de acompañaba a su novia, Mariana Muñiz
Nieto, alumna de primer año de Literatu-
ra Dramática y Teatro de la UNAM. Él lo-
gró escapar, a la mayoría de los jóvenes los
detuvieron y posteriormente liberaron, me-
nos a Mariana, quien se encuentra deteni-
da en Santa Martha Acatitla. Valencia expli-
ca a Proceso:
“Sólo puedo decir que es inaudito lo que
le está sucediendo.”
Y narra:
“El sábado Mariana y yo decidimos ir a la
manifestación pacífica que se anunció en el
centro capitalino, de la misma forma en que
habíamos ido a muchas de las marchas an-
teriores, con la esperanza de ser escuchados
y expresarnos libremente a través de actos
de poesía y teatro. Estábamos buscando una
entrada al Zócalo, el cual se encontraba en
esos momentos rodeado por granaderos, ca-
minamos mucho, sobre todo por la negación
total de dejarnos entrar al Zócalo.”
En la calle de Palma vieron a compañe-
ros suyos hacer un performance artístico.
Continuaron por 16 de Septiembre hasta lle-
gar a 20 de Noviembre, donde encontraron
a compañeros del #YoSoy132-Nuevo León.
“Gritamos algunas consignas, agitamos
banderas y grabamos en nuestras cámaras
las opiniones de la gente, hasta que empeza-
ron a pasar cada vez más camionetas de po-
licías que se acercaban a nosotros. Todo se
empezó a mover alrededor nuestro. La gente
corría y nosotros estábamos en medio, cuan-
do de repente una valla de granaderos em-
pezó a avanzar frente a nosotros, que en un
afán de protegernos nos refugiamos en Regi-
na. Los policías, formando una pared de tra-
jes azules y escudos de plástico, avanzaron
hacia nosotros mientras retrocedíamos gri-
tándole a la gente que sólo éramos estudian-
tes manifestándonos pacíficamente.”
Empezó la desbandada cuando se per-
cataron de que los policías prendieron a un
compañero suyo que estaba afuera de una
taquería, y lo jalaron “ante nuestros ojos
atónitos” al interior de un pequeño semicír-
culo de cuerpos y escudos. Empezó enton-
ces la persecución.
Corrieron por Isabel la Católica. Confun-
didos, dieron vuelta asustados y se encon-
traron con otra pared de policías, esta vez de
Videos en defensa
de los estudiantes
Esquivel Bonilla
http://www.youtube.com/watch?feature=player_embedded&v=173oLuU-_H0
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 63
CULTURA
1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 63
CULTURA
al poder, y la mayoría de ellos han proba-
do su poca calidad humana. Afecta al IN-
BA y al INAH el nombramiento de Chua-
yffet Chemor en la SEP porque hay que
acordarnos que fue él quién orquestó todo
contra los Diálogos de San Andrés, en San
Andrés Larráinzar, Chiapas, con los zapa-
tistas. También él es responsable de la ma-
tanza de Acteal.
“No se nos puede olvidar lo que signi-
ficó Chuayffet para la estrategia de con-
tención al movimiento zapatista, de no
cumplimiento de los acuerdos, de lo pac-
tado por el gobierno federal.”
Lamenta que haya “algunos ingenuos,
por desgracia, como podría ser Juan Villo-
ro, quien dijo a Reforma que la designa-
ción de Chuayffet es interesante porque
se opuso en la Cámara de Diputados a la
maestra Elba Esther Gordillo, y señaló el
espaldas a ellos, mirando hacia el Pala-
cio de Bellas Artes. Continúa Valencia:
“Esto nos obligó a refugiarnos de
nuevo, ahora en Filomeno Mata, don-
de los policías cerraron la calle tras no-
sotros. Quisimos correr pero un nuevo
grupo apareció al frente para encapsu-
larnos. Todos corrimos pero nos agredie-
ron y tomaron a Mariana junto a muchos
otros. Desesperados, nos agitábamos y
los más fuertes logramos pasar, voltean-
do al momento consternados y viendo
de nuevo ese círculo de escudos, esta
vez con nuestros amigos, nuestros com-
pañeros, y mi novia en su centro.
“En seguida arremetimos con gri-
tos de impotencia, empujando. Un chi-
co de Nuevo León, que recuerdo que
iba bien vestido, gritaba enojadísimo.
Un policía se acercó por detrás y le to-
mó entre los abrazos. La pared se abrió
y los dos entraron entre patadas y gri-
tos, ante nuestra mirada temerosa y lle-
na de indignación.
“La gente quería ayudarnos de
ambos lados de la valla humana pe-
ro no pudimos hacer más que ahogar-
nos en gritos. Llegaron más policías y
los que estábamos libres tuvimos que
correr. Hasta aquí pude acompañar a
Mariana. Corrimos mucho y después
nos escondimos. Fue hasta la noche
cuando nos enteramos de qué les ha-
bía sucedido.”
Todo esto puede verse en el video
que Sergio Valencia filmó y subió al sitio
http://www.youtube.com/watch?v=yOJ
0oIEM3QI&feature=player_embedded.
Mariana Muñiz, de inmediato, reci-
bió cartas de apoyo de sus compañe-
ros y maestros en la UNAM. O
escritor que entonces da la impresión de
ser la última batalla de un samurai”.
El especialista del INAH no está de
acuerdo con él:
“No me pareció que haya sido un buen
enfrentamiento, porque le dio a Gordillo
un partido. No le pusieron trabas. Son ne-
gociaciones que se hacen en lo oscurito y
que ponen en riesgo a toda la sociedad.”
Anuncia que el ambiente no se viene
fácil:
“El cambio de gobierno no apunta ni
siquiera, por desgracia, a tener un gramo
de confianza en que las cosas van a es-
tar mejor.”
Y afirma:
“¡No nos van a amedrentar…! ¡Vamos
a salir a las calles para tener una patria li-
bre y soberana…!”
No cree que Chuayffet Chemor tenga
una iniciativa de educación que realmen-
te saque al país del problema que padece.
El arquitecto Figueroa Matus externa que
no cuenta con un perfil académico.
“El error de las anteriores administra-
ciones panistas es que la gente que ha ocu-
pado la SEP no tiene un perfil académico,
como Josefina Vázquez Mota. Eso se lo ma-
nifestamos en una reunión a María Cristi-
na García Cepeda, encargada de Cultura en
el equipo de transición, que los titulares del
INAH y del INBA deben ser gente con am-
plia experiencia en la materia y con un per-
fil académico para que actúen en defensa
de las instancias y fortalecerlas.”
Acevedo Nájera también habla de la
reunión con García Cepeda, con la cual se
muestra descontenta:
“La señora dijo que la inversión priva-
da es importante, necesaria, porque es una
prioridad del Estado, pero nunca dijo ‘le va-
mos a invertir como Estado. Sí, hay preocu-
pación, y los sindicatos debemos sentarnos
a valorar cuál será nuestra estrategia.”
h
t
t
p
:
/
/
w
w
w
.
y
o
u
t
u
b
e
.
c
o
m
/
w
a
t
c
h
?
v
=
W
R
c
y
X
r
A
3
9
s
A
h
t
t
p
:
/
/
w
w
w
.
y
o
u
t
u
b
e
.
c
o
m
/
w
a
t
c
h
?
v
=
y
O
J
0
o
I
E
M
3
Q
I
&
f
e
a
t
u
r
e
=
p
l
a
y
e
r
_
e
m
b
e
d
d
e
d
Mariana detenida
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
64

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

A
l
e
j
a
n
d
r
o

Z
a
l
d
í
v
a
r
Bartra. Cuál anarquismo
COLUMBA VÉRTIZ DE LA FUENTE
L
a comunidad de la Escuela Na-
cional de Antropología e Histo-
ria (ENAH) del Instituto Nacional
de Antropología e Historia (INAH)
demanda que cese la violencia desatada
por el Estado y responsabiliza a los titulares
de los órdenes de gobierno de cualquier
atentado contra su integridad y la de cual-
quier manifestante.
Los estudiantes de ese plantel anuncia-
ron para el medio día del sábado 8 de di-
ciembre una toma simbólica del Museo Na-
cional de Antropología. Se solidarizan con
ellos investigadores, profesores, trabajado-
res administrativos, técnicos y manuales de
los sindicatos del INAH.
Israel Espinoza Ramírez y Mauro Men-
doza Posadas, alumnos de lingüística (son
parte del Movimiento #YoSoy132), mani-
fiestan que no entienden cómo su amigo
Alejandro Cortés, de antropología social,
fue preso y consignado al Reclusorio Nor-
te, si el día 1 de diciembre fue visto por otra
de sus compañeras a las 19:00 horas en
la calle de Balderas, y le avisó que iba a la
Agencia 50 a ver qué pasaba:
“A esa hora no hubo enfrentamientos.
¿Cómo es que fue detenido de Independen-
cia hacia Televisa Chapultepec? Hay mu-
chos de esos casos. Los policías apresaron
a personas en otros lugares, donde no ocu-
rrió nada. Pero eso no lo hemos podido co-
rroborar porque el Gobierno del Distrito Fe-
deral no ha publicado una lista detallada con
las especificaciones de cada detención, la
hora y el lugar. Conocemos a Alejandro Cor-
tés y es una persona tranquila, pacífica.”
El lugar de reunión
Espinoza Ramírez y Mendoza Posadas re-
memoran que el 1 de diciembre se reunieron
cerca de 15 alumnos de la ENAH en la esta-
ción Moctezuma del Metro:
“A las ocho de la mañana estábamos ahí.
Ya sabíamos lo que pasaba porque compa-
ñeros de otras escuelas y de la ENAH llegaron
una hora antes y estaban en una posición muy
crítica. Nosotros decidimos marchar con las
medidas cautelares, cubriéndonos la cara, y
llevar vinagre en la mano por cualquier cosa.”
Espinoza Ramírez platica que iban sobre la
avenida Fray Servando hacia el Congreso de
manera pacífica, cuando la policía los rodeó:
“Eso nos pareció excesivo. Pero segui-
mos avanzando porque teníamos un pro-
nunciamiento político que hacer. La Combi
del Movimiento #YoSoy132, la de siempre,
iba hasta adelante, íbamos poniendo músi-
ca y gritábamos consignas, pero cuando lle-
gamos a donde está la estación del Metro-
bús, la policía nos encapsuló y decidimos
mantenernos allí un momento porque ob-
servábamos que estábamos bajo el puen-
te del Metro, lo cual era muy peligroso, y al
revisar los videos se ve que arriba de ese
puente había gente con rifles de balas de
goma. Un compañero del comité jurídico re-
cibió ahí un balazo en el pecho, fue un gol-
pe muy fuerte, no sé por qué le dispararon si
íbamos pacíficamente.”
Siguieron caminando, el pronunciamiento
se iba a leer en el cruce con Eduardo Molina,
pero dicen que no pudieron llegar a la esquina
“porque los enfrentamientos estaban muy du-
ros, nos lanzaron granadas de gas muy cerca
JUDITH AMADOR TELLO
M
ás allá de las contradiccio-
nes o absurdos en que pu-
do incurrir Marcelo Ebrard
al calificar de “anarquis-
tas” a los supuestos responsables de
actos vandálicos y violentos el pasado
1 de diciembre, y en el último día de su
gobierno rendir tributo a los hermanos
Flores Magón, precursores del anarquis-
mo en México, al inaugurar la Casa del
Hijo del Ahuizote, al sociólogo Armando
Bartra le preocupa algo más grave:
Que con una acción al final de su go-
bierno, una persona eche para atrás la ac-
titud, hasta entonces consecuente y “ra-
zonablemente civilizada”, de la policía y los
granaderos hacia quienes protestaban:
“Independientemente de que haya in-
augurado o no en el último día Marcelo
Ebrard, es un manchón que debiéramos
tratar de borrar de alguna manera, porque
no sólo ensucia la trayectoria de un jefe
de gobierno –que desde un punto de vista
había sido de claroscuros, yo diría en algu-
nos casos más claros que oscuros–, en-
sucia una tradición ya prolongada de go-
biernos de izquierda en la ciudad.
“No puede ser que este gobierno, un
gobierno de izquierda, que además va a
ser sucedido por otro gobierno de izquier-
da, también elegido mayoritariamente por
la izquierda, termine el ejercicio con decenas
de presos políticos arbitrariamente detenidos,
brutalmente golpeados y, hasta ahora, encau-
zados judicialmente de manera muy irregular.”
Especialista en anarquismo, urge a ha-
cer algo para revertir lo que está sucediendo
y rectificar ésta “que fue una acción brutal,
bárbara, injustificada, desde todos los pun-
tos de vista”. Plantea:
“Mi postura de arranque es de indigna-
ción y de protesta abierta, franca, decidida
sin ninguna duda, de que una vez más –para
quienes tenemos un rato largo en esto– de-
bemos exigir libertad a los presos políticos,
libertad sin discriminación. Quienes fueron
detenidos en ese contexto, de esa manera,
con esa arbitrariedad, deben ser liberados.”
Y eso, aclara, no debe excluir una inves-
tigación sobre los posibles infiltrados que
participaron de manera vandálica, pero de
arranque el punto es liberar a todos los pre-
sos, muchos de ellos detenidos sin flagran-
cia y en lugares distintos a los que supues-
tamente ameritaban la intervención de la
policía. Esto en el caso de las acciones de la
Procuraduría General de Justicia del DF.
Toma simbólica del Museo de Antropología
Vandalismo político y de
Estado: Armando Bartra
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 65
CULTURA CULTURA
Pero se debe investigar también la repre-
sión de que fueron objeto los jóvenes en los
alrededores de San Lázaro, por parte de la
policía federal, quizá hasta intervino detrás
de las vallas el Estado Mayor Presidencial. Y
tuvo un saldo de heridos muy elevado, con
una persona que está ahora en un coma in-
ducido y de un joven que perdió un ojo, dado
que se dispararon “directamente sobre los
cuerpos de la gente” balas de goma que, ya
se comprobó en Atenco, sí producen muer-
tes, además de granadas antigases.
El sociólogo, miembro también de Mo-
vimiento de Regeneración Nacional (More-
na), pregunta indignado dónde está la pro-
vocación, dónde el vandalismo:
“Afirmo categóricamente que los pro-
vocadores, los vandálicos son aquellos que
se robaron la elección, aquellos que una
vez más violentaron la Constitución y pa-
saron por encima de las leyes en una elec-
ción desaseada, inequitativa, en definitiva
fraudulenta.”
Se debió haber previsto que los jóve-
nes protestarían, puesto que ya lo habían
hecho desde el desarrollo de la campaña,
por el perfil del candidato del PRI, Enrique
Peña Nieto. Los manifestantes habían ya
descalificado el proceso electoral, señala.
Pero ello no justifica el modo como se
protegió San Lázaro ni los excesos “evi-
dentes” que se cometieron y que pueden
verse ya en videos e imágenes difundidos a
través de internet.
“Hay un proceso que no puede califi-
carse de otra manera, más que de vanda-
lismo político y provocación. Y los autores
son los mismos poderes fácticos que están
hoy dándole una cobertura absolutamente
despreciable a estos eventos.
“Esos son los vándalos, esos son los
provocadores, y creo que deben ser jus-
tamente investigados y castigados, no así
los jóvenes que protestaron porque era in-
evitable que lo hicieran, y si hubo violencia,
porque la hubo sin duda y es una expresión
natural en una indignación juvenil, pudo ha-
ber sido contenida, pudo haber sido mane-
jada, pero fue acicateada, fue provocada,
con el saldo que hoy conocemos.”
Y en cuanto a las acusaciones que hizo
Ebrard en el sentido de que eran grupos de
“anarquistas”, Bartra dice que justo por es-
tar cerca del pensamiento de los hermanos
Ricardo y Enrique Flores Magón, editores
del periódico El Hijo del Ahuizote, y en ge-
neral de los jóvenes rebeldes de finales del
siglo XIX y principios del XX, agrupados en
torno al Partido Liberal Mexicano, de ideo-
logía anarquista y pensamiento magonista,
de los cuales “hoy nos enorgullecemos”,
no deja de sorprenderle que ahora cuan-
do se trata de vituperar, insultar o decir una
expresión agresiva, se diga “anarquista”.
Cuestiona de nuevo qué es lo que se
puede esperar hoy de la juventud mexicana
y del mundo luego de un siglo en el cual el
Estado, o todos los Estados capitalistas o
socialistas del mundo, han dado muestras
de brutalidad, de autoritarismo, de prepo-
tencia, incluso los Estados presuntamente
sociales, y cuando la democracia no ofrece
nada en términos reales:
“Bueno, pues los jóvenes tienden na-
turalmente –y creo que todos debiéramos
hacerlo, es un buen ejemplo el que pode-
mos tomar de ellos– a descreer en el Esta-
do, a descreer en el gobierno, en todos los
gobiernos. Si eso se llama anarquismo, en-
tones va a haber una revitalización del pen-
samiento anarquista. Y anarquismo no ne-
cesariamente es una política desordenada,
no es una política caótica, no es –aunque
haya estado asociada en algunas épocas–
una política violenta.
“Anarquismo es una crítica radical a la
función que históricamente han tenido los
Estados y al carácter represivo que adop-
tan en los años recientes en países como
el nuestro. Que los jóvenes sean anarquis-
tas, o una parte de los jóvenes sean anar-
quistas, me parece un producto natural de
una experiencia política, para muchos de
ellos quizá libresca, pero que ya empiezan
a vivir en carne propia en forma bastante
dramática.” O
y petardos que venían de detrás del cerco de
la policía, no venían de los supuestos grupos
de anarquistas porque tenemos confirmado
que esos grupos eran de agitadores”.
Recuerdan que un petardo alcanzó a un
joven y tuvo quemaduras de segundo gra-
do. Allí, denuncian, fue apresado Bryan Re-
yes Rodríguez, guitarrista de la Escuela Na-
cional de Música.
Invitan a la gente a denunciar las deten-
ciones y las golpizas:
“Debemos contar nuestra versión y des-
mentir al gobierno y las televisoras. Se nos
agredió sólo por protestar. Es preocupante
que la marcha sea criminalizada.”
Joven cineasta
Alumnos y profesores del Centro de Diseño,
Cine y Televisión también expresan su indig-
naci ón por la detención de la egresada de la
licenciatura de Cine y Televisión, Judith Gó-
mez Contreras, y exigen su liberación.
Destacan que tras concluir exitosamen-
te su carrera como cineasta en esta escuela,
Gómez Contreras ha trabajado en promoción
cultural, específicamente en el área cinemato-
gráfica. Ha desempeñado puestos en varios
lugares, como el Festival Distrital, el Festival
Internacional de Cine UNAM y actualmente la-
bora como coordinadora del Cine Tonalá.
Narran que la mañana del 1 de diciem-
bre se encontraba documentando, pacífica-
mente y en total uso de sus derechos civiles,
la manifestación en el Centro Histórico. A las
12:30 horas, ella junto con otras 24 personas
fueron cercadas entre dos líneas de grana-
deros en las calles de Filomeno Mata y Cin-
co de Mayo. Aproximadamente media ho-
ra después fueron trasladados en un camión
antimotines con placas A5-015 a la Fiscalía
Central de Investigación ubicada en Doctor
Lavista y Doctor Vértiz, donde permaneció
privada de su libertad sin darle ninguna infor-
mación ni acceso a su familia ni abogados.
Enterada posteriormente, su mamá pu-
do verla únicamente cinco minutos a tra-
vés de las rejillas. Le entregaron el número
de averiguación previa, pero no se le infor-
mó de los cargos imputados, y se estableció
en el acta que Judith había sido detenida en
avenida Juárez…
Privada de su libertad, se encuentra en
el penal de Santa Martha Acatitla. O
h
t
t
p
:
/
/
w
w
w
.
y
o
u
t
u
b
e
.
c
o
m
/
w
a
t
c
h
?
v
=
W
R
c
y
X
r
A
3
9
s
A
Jóvenes indefensos
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
66

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

RAFAEL VARGAS
G
UADALAJARA, JAL.- El 27
de julio de este año el his-
toriador José María Muriá
dedicó su columna sema-
nal en el diario jalisciense
El Informador a la educado-
ra y diplomática Palma Guillén. No tenía
más motivo que su deseo de recordarla:
“No hay números que pidan conmemora-
ción. Lo hago en uso a la libertad de este
periódico: porque quiero”.
Y en seguida trazó un breve perfil de
esa mujer admirable a la que poca gen-
te parece recordar en esta “Bagdad olvi-
dadiza”, como bautizara el poeta Gilberto
Owen a México. Así debería ser siempre:
no tendría que haber una fecha especial
de por medio para hacer uso de la memo-
ria, si bien la efeméride, como se sabe, es
consustancial al periodismo.
Ahora, sin embargo, es un feliz aconte-
cimiento editorial lo que lleva a recordar a
Palma Guillén: la publicación de casi 200
cartas del medio millar que envió a la poe-
ta chilena Gabriela Mistral en el curso de
poco más de 14 años, desde agosto de 1942
hasta enero de 1957. El título del volumen
que las agrupa es Hijita querida, apelativo
que Guillén solía emplear al dirigirse a su
entrañable amiga.
Se conocieron el 20 de julio de 1922. Pal-
ma Guillén y Jaime Torres Bodet fueron a re-
cibirla al puerto de Veracruz por instruc-
ciones de José Vasconcelos, secretario de
Educación Pública, quien la había invitado
a venir a México para que colaborase en su
proyecto educativo. Mistral tenía ya cierto re-
nombre como maestra y mujer de letras. No
obstante, la primera impresión que Guillén
tuvo de ella fue desfavorable: “No sé la im-
presión que Gabriela hizo a Jaime Torres Bo-
det. A mí, que era una muchacha presumida,
me pareció mal vestida, mal fajada, con sus
faldas demasiado largas, sus zapatos bajos y
sus cabellos recogidos en un nudo bajo”.
Palma Guillén tenía entonces 29 años
(nació el 26 de marzo de 1893), había egre-
sado de la Escuela Normal en 1914 y se ha-
bía doctorado en psicología en la Facultad
de Filosofía y Letras en 1918 con la tesis
Crítica de las doctrinas optimistas y pesimis-
tas del alma infantil, primera tesis de psico-
logía publicada por un estudiante mexica-
no. Desde el año anterior “trabajaba en la
organización de las bibliotecas populares,
complemento, en la capital, de las escue-
las primarias y los centros de alfabetiza-
ción, y en las que debían viajar, con las mi-
siones rurales, al campo”.
Mistral era cuatro años mayor. A su lle-
gada a México se mostró atemorizada. Ca-
recía de títulos universitarios. Su prenda
principal era su poesía. Vasconcelos la ad-
miraba enormemente y, en consecuencia,
encomendó a una de sus mejores colabo-
radoras que la orientara durante su estan-
cia mexicana.
“Palmita –le dijo Vasconcelos–, va a lle-
gar Gabriela Mistral. Viene a trabajar con
nosotros. Yo quiero que conozca bien a
México. Quiero que vea lo bueno y lo malo
que tenemos aquí, lo que estamos hacien-
do y lo que nos falta... ¿Usted sabe quién
es Gabriela Mistral?”
“Confieso –escribiría Palma Guillén 44
años después– que la misión no fue muy
fácil. Gabriela era una persona de forma-
ción muy diversa de la mía. Sabía mucho
y de muchas cosas y todo lo había apren-
dido por sí misma, sin escuela ni maes-
tros; era profesora como yo, ella de Lengua
Castellana y de Geografía, yo, de Literatu-
ra, de Psicología y de Lógica. Pero ¡qué di-
verso “clima” era el nuestro! Ella estaba
centrada en la América y aunque había
leído, traducido al español, a muchos es-
critores clásicos y modernos, era la Amé-
rica, la América Latina, la que le importa-
ba. Yo estaba más cerca de Europa y, sobre
todo de Francia, que de Colombia o la Ar-
gentina y sabía más de Homero, de Lucre-
cio, de Schopenhauer o de Bergson que de
Miranda, Sarmiento o Rodó, aunque hu-
biera hecho mis cursos de literatura his-
panoamericana con el gran maestro Pedro
Henríquez Ureña y aunque me supiera de
memoria muchos versos de Darío y de Jo-
sé Asunción Silva. Además, ella era un
gran poeta y los grandes poetas se mue-
ven en una atmósfera que a veces ahoga
a los simples mortales. De carácter, sobre
todo, éramos muy diversas: ella, mujer de
la montaña, yo, mujer del altiplano.”
1
Por encima de cualquier diferencia,
Gabriela Mistral y Palma Guillén constru-
yeron una amistad imbatible, e Hijita que-
rida es un magnífico testimonio de ella.
Su autor, Pedro Pablo Zegers, direc-
tor del Archivo del Escritor en la Bibliote-
ca Nacional de Chile, y uno de los mejores
conocedores del legado de Mistral, vino a
México para presentarlo en el marco de la
reciente Feria Internacional del Libro de
Guadalajara, y Proceso aprovechó la opor-
tunidad de conversar con él.
XXX
Zegers comenzó a internarse en el univer-
so mistraliano a los 25 años, 15 días des-
pués de haber concluido su licenciatura
en Letras por la Universidad de Chile, en
abril de 1980. Lo hizo prácticamente bajo
la fuerza de las circunstancias, pues ese
mismo mes fue nombrado director del
El sello editorial chileno Pehuén imprimió hace unos
meses, en 312 apretadas páginas, Hijita querida. Car-
tas de Palma Guillén a Gabriela Mistral, testimonio
de la honda amistad entre la educadora mexicana
y la poeta chilena. El libro fue presentado en la Feria
Internacional del Libro de Guadalajara por el autor
de la selección, Pedro Pablo Zegers, director del Ar-
chivo del Escritor en la Biblioteca Nacional de Chile,
con quien Proceso conversó.
Palma Guillén-Gabriela Mistral
Correspondencia
Guillén y Mistral. Amistad
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 67
Museo Gabriela Mistral, en Vicuña, tierra
natal de la poeta, a 400 kilómetros al nor-
te de Santiago. Su sentido de responsabili-
dad hizo que en esa función leyera la obra
entera de la escritora, así como todo lo re-
lativo a ella. Así descubrió la profunda y
compleja visión del mundo que la gran
mujer poseía.
“Encontré a una mujer muy poten-
te, en especial en su prosa, dueña de una
visión a futuro, que ya hablaba de los
problemas educativos que provocan las
protestas en el Chile de hoy, de la inte-
gración americana, de los pueblos origi-
narios (de ‘mis indios’, como ella decía),
del voto femenino… una mujer decidida-
mente a la vanguardia.”
El inmenso interés que la obra de Mis-
tral despertó en Zegers (“complicidad”,
prefiere decir él) ha sido el resorte para
editar seis libros capitales en la bibliogra-
fía de la escritora, entre ellos la Recopila-
ción de la obra mistraliana, 1902-1922 (2002)
y Gabriela y México (2007), una importantí-
sima compilación –400 páginas– de lo que
ella escribió respecto de nuestro país.
“Gabriela Mistral no habría sido jamás
quien fue si no hubiera sido por México –se-
ñala Zegers–; ella misma lo dice: ‘En México
siempre aprendí más de lo que pude ense-
ñar’. México significó para ella la consolida-
ción como intelectual. Y México es el país
donde ella ha sido más reconocida.”
Mistral vivió dos periodos en México. El
primero, de 1922 a 1924, y el segundo, de
1948 a 1950, como Cónsul de Chile, cargo
que desempeñó en Veracruz. En uno y otro
hizo amistad con muchísimos escritores y
artistas. Pero la amistad más importante
de todas fue la que trabó con Palma Guillén
a quien, debido a esa misma cercanía, se
debe el mejor registro de la primera esta-
día de Mistral en nuestro país, y la aprecia-
ción más íntima de su poesía y su persona
–véase el extenso estudio introductorio, es-
crito en 1973, que acompaña la edición de
su poesía reunida hecha por Porrúa.
2
Tal como se lo pidió Vasconcelos, Pal-
ma Guillén se convirtió en la guía de Ga-
briela Mistral en México y, a la vuelta de
un par de años, en su mejor amiga. Cuan-
do Mistral se despide de México, en mayo
de 1924, con rumbo a Washington, Guillén
viaja con ella. En los siguientes 11 años vi-
virán juntas en diversos países de Europa,
salvo breves periodos en los que cada una
desempeña tareas por su parte.
En 1928, tras la muerte de su herma-
no natural, Carlos Miguel Godoy, Mistral
se hace cargo de su pequeño sobrino, Juan
Miguel Godoy Mendoza, a quien cariñosa-
mente llamará Yin Yin. Mistral y Guillén
se convierten en tutoras legales del niño.
Esa tutoría ha dado pie a cuestionar la na-
turaleza de la relación entre ellas. El in-
terés por sus inclinaciones sexuales es
chocante y ridículo. Pedro Pablo Zegers
piensa que no existió una relación amo-
rosa. Más que una amante, Guillén, a pe-
sar de ser más joven que Mistral, era para
ésta una especie de hermana mayor.
“La figura de Palma era para Gabriela
el consejo, el orden, la decisión. Toda si-
tuación límite pasaba por Palma, ella era
la que reflexionaba frente a las cosas más
importantes en la vida de Gabriela.
“Si se compara la relación entre ellas
con la que Gabriela tuvo con la norte-
americana Doris Dana, que sí fue ple-
namente amorosa, se advierte con toda
claridad la diferencia. Uno lee las cartas
entre Gabriela y Doris Dana y la diferen-
cia es evidente.”
Nacida en Nueva York en 1920, Doris
Dana llegó a la vida de Gabriela Mistral en
1946 y fue su compañera hasta que Mis-
tral murió, el 10 de enero de 1957. En su
calidad de albacea, Doris Dana cumplió
con el mayor esmero posible la voluntad
de Mistral, aunque el golpe militar de 1973
complicó en gran medida que los deseos
de la poeta se cumplieran cabalmente.
Poco tiempo después de la muerte de
Dana, ocurrida en noviembre de 2006, su
sobrina, Doris Atkinson, decidió entregar
a la Biblioteca Nacional de Chile el impor-
tantísimo legado de Gabriela Mistral que
Dana custodió durante casi medio siglo.
Fue así como llegaron al escritorio de
Pedro Pablo Zegers, entre tantas otras co-
sas, estas cartas de Palma Guillén que él
ha entregado a la imprenta.
“Aunque lo ideal sería publicarlas todas,
hice una selección porque Palma Guillén no
es un personaje que llame mucho la aten-
ción del lector chileno. El total de las car-
tas es un tesoro que corresponde dar a co-
nocer a un editor mexicano. Y todas están a
la mejor disposición. Nosotros, en la Biblio-
teca, hemos ordenado y transcrito todas.
Todo el acervo que nos entregó Doris At-
kinson ha sido ordenado, catalogado y digi-
talizado. El lector interesado puede consul-
tar desde su casa la totalidad de las cartas
de Palma Guillén a través de la Sala Virtual
Gabriela Mistral (www.salamistral.cl)”
Se trata, en efecto, de un tesoro inva-
luable y que, como todo tesoro, exige tra-
bajo. En Hijita querida ya se ha hecho una
buena parte. El libro cuenta con un nota-
ble aparato crítico a cargo del propio Ze-
gers y de Gabriela Cano, catedrática e in-
vestigadora de El Colegio de México. Es
pertinente solicitar a quienes visiten vir-
tualmente la Sala Mistral que aporten to-
da la información y observaciones que le
sea posible para complementar la infor-
mación que brinda ese acervo. Por cier-
to: este mes se pondrán a disposición del
usuario, a través de la red, mil 500 foto-
grafías de Mistral provenientes del fondo
Doris Dana. De ellas, unas 300 correspon-
den a México, sobre todo a la etapa vera-
cruzana, y la Biblioteca Nacional de Chile
agradecerá que los usuarios que accedan
a ellas ayuden a identificar a los persona-
jes que reconozcan.
“Hijita querida –dice Pedro Pablo Ze-
gers– es un homenaje a una mexicana ilus-
tre que su patria no puede permitirse olvi-
dar. No sólo es una de las primeras mujeres
universitarias del país, sino también la pri-
mera mujer que representó a México en el
extranjero en calidad de diplomática.”
En enero de 1935 Lázaro Cárdenas
nombró a Palma Guillén Enviada Extraordi-
naria y Ministra Plenipotenciaria de Méxi-
co ante Colombia, cargo que desempeñaría
sólo un año debido a los insidiosos ataques
que muy pronto sufrió por parte del cle-
ro a través de parte de la prensa de Bogo-
tá. Entre otras cosas se le acusaba de ser
atea, comunista, abogada del divorcio… En
marzo de ese año Mistral le cuenta a Vic-
toria Ocampo lo que le ocurre a Guillén y
le dice: “[Palma] se cuenta entre las mejo-
res de nuestras mujeres, y su cabeza es la
más cuidadosa y organizada de todo Méxi-
co. Tú le pareciste exquisitamente atenta y
cordial. Los caminos de ustedes dos volve-
rán a cruzarse: cuídala y conócela”.
Para librarla de aquella Colombia, Gui-
llén es trasladada a Dinamarca, en la mis-
ma calidad, en septiembre de 1936. Allá co-
rre mejor suerte. Descubre la obra de Selma
Lagerlof y escribe un extenso ensayo sobre
ella. Uno lamenta que nunca haya tenido
suficiente tiempo para dedicarse a escribir
sobre literatura, porque todo lo que hizo en
ese terreno, al igual que en la diplomacia,
demuestra su gran inteligencia.
De 1938 a 1942 fue asesora de la Secre-
taría de Relaciones Exteriores ante la Li-
ga de Naciones Unidas, y en el seno de esa
organización denunció la inconsecuencia
de los países que se decían democráticos
ante la suerte de España.
En 1946 se casó precisamente con un
republicano español, el catedrático y polí-
tico catalán Luis Nicolau d’Olwer, que a fi-
nales de 1945 fue nombrado embajador de
la República ante México.
Parte del interés que este espléndido
epistolario entraña ante el lector mexica-
no, además de lo mucho que nos dice so-
bre la amistad entre esas dos grandes mu-
jeres, radica en lo que revela sobre la vida
de Palma Guillén, de la que en verdad aún
se sabe muy poco.
1
Ésta, al igual que las tres citas anteriores, provie-
nen del prólogo que Guillén escribió en Milán,
Italia, para la reedición de las Lecturas para muje-
res (obra de Gabriela Mistral publicada original-
mente por la SEP en 1923), que en 1966 realizara
Editorial Porrúa y que aún circula en la colec-
ción “Sepan cuantos…”
2
Gabriela Mistral: Desolación / Ternura / Tala / La-
gar. Editorial Porrúa, 1ª. ed., “Sepan cuantos…”,
México, 1973, 252 p.
CULTURA
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
Arte
México en la Bienal
de Venecia 2013
BLANCA GONZÁLEZ ROSAS
A
batir los actos simula-
dos, detener la lega-
lización de la discre-
cionalidad y sancionar el gasto
irresponsable del presupuesto
en la administración de las artes
visuales son urgencias que debe
atender el presidente Enrique
Peña Nieto a la brevedad.
La publicación de los Linea-
mientos generales de participa-
ción y presentación para la 55º
edición de la Bienal de Vene-
cia 2013, el pasado viernes 30,
confrma el dispendio y la arbi-
trariedad que caracterizaron las
gestiones de Teresa Vicencio
y Consuelo Sáizar, al frente del
Instituto Nacional de Bellas Ar-
tes (INBA) y el Consejo Nacional
para la Cultura y las Artes (Cona-
culta), respectivamente.
Para empezar, la pertinencia
y benefcio social de participar
en la Bienal de Venecia es cues-
tionable. En lo que respecta a
las artes visuales, después de
tres representaciones en 2007,
2009 y 2011, todavía no se ha
publicado alguna evaluación que
justifque el gasto público o que
informe de benefcios que exce-
dan a los curadores, artistas y
galeristas vinculados. En 2011,
la erogación aproximada fue de
10 millones 500 mil pesos, de los
cuales el curador José Luis Ba-
rrios obtuvo honorarios por 330
mil 137 pesos y la artista que
representó a México, Melanie
Smith (Inglaterra, 1965), 271 mil
320 pesos, más el benefcio de
la comercialización de su obra.
A partir de 2012, la justif-
cación es aún más apremiante
debido a que Sáizar estableció
un contrato de comodato para
ocupar la Antigua Iglesia de San
Lorenzo en Venecia por nueve
años, con un costo inicial de 1
millón 500 mil euros para res-
taurar el inmueble (aproximada-
mente 16 millones 722 mil 972
pesos). A diferencia de varios
países que ya han boletinado el
nombre del artista que los repre-
sentará en mayo de 2013 –Lara
Almarcegui por España, Alfre-
do Jaar por Chile, Líbano con
Akram Zaatari–, en México ape-
nas se anuncian algunas ac-
ciones para diseñar y operar el
proceso de elección de curador
y artista.
Repletos de imprecisiones y
sin mencionar la instancia res-
ponsable del instituto, los linea-
mientos señalan que se confor-
mará un Comité Interno integra-
do por directores de museos del
INBA, el cual entre diciembre y
enero –no se dan fechas con-
cretas– “invitará a 10 curadores
para que presenten proyectos”.
Sin defnir ni las bases ni la fecha
de entrega de éstos, se infor-
ma que un jurado seleccionador
hará público el nombre del bene-
fciado el 8 de febrero. ¿Es razo-
nable que en el tiempo señalado
el comité analice candidatos y
seleccione a los invitados, los
elegidos preparen un proyecto
de representación nacional, y el
jurado analice 10 proyectos?
La constitución e interven-
ción del jurado seleccionador
también genera desconfanza.
Sin defnir nombres ni justifcar
procedencias, el documento
señala que estará integrado por
tres funcionarios del INBA, un
representante de la Universidad
Nacional Autónoma de Méxi-
co (UNAM), un representante
del Patronato de Arte Contem-
poráneo, A.C. (PAC), y un pro-
tagonista del ámbito cultural.
¿Por qué participan la UNAM y
el PAC? ¿Será acaso que ya se
tiene a los elegidos y sólo es un
acto simulado que legaliza la
discrecionalidad?
Por lo pronto, es indispensa-
ble establecer un código de éti-
ca, para que ningún miembro del
comité y del jurado seleccione
curadores o artistas con quienes
esté relacionado, profesional o
personalmente. Y también sería
conveniente sustituir la invitación
por una convocatoria abierta di-
rigida a curadores y artistas de
toda la República Mexicana. O
Música
“Hermandad”
RICARDO JACOB
E
l ahora dueto de rock
progresivo Cabezas de
Cera, integrado por los
hermanos Francisco (percusio-
nes) y Mauricio (Chapman Stick)
Sotelo, está presentando su más
reciente producción discográfca
titulada Hermandad.
Siete piezas son las que for-
man este disco, cuya mayor vir-
tud sonora es la experimentación
y exploración, características
principales del grupo a lo largo
de sus 17 años de carrera.
Tras la partida hace un año
del saxofonista y clarinetista
Ramsés Luna para formar la
banda Luz de Riada, con la que
debutó con el disco Cuentos y
Fábulas (Proceso 1828), el dueto
se vio forzado a reestructurar su
sonido y repartirse aún más la
labor melódica del grupo.
En Hermandad la ausencia
de Luna es más que evidente,
pues los espacios sonoros en
los que sería inevitable escuchar
sus líneas melódicas ahora son
simples huecos con rellenos sin
dirección defnida en las cuerdas
de Mauricio Sotelo.
Otra característica del grupo
es la forma de sus composicio-
nes. En discos anteriores era
innegable que sus piezas eran la
amalgama de ideas extraídas de
horas de ensayo, pero sin de-
sarrollarse demasiado y sin una
relación verdadera entre sí.
En esta ocasión ese tipo de
armado no es tan notorio y el
grupo le da más oportunidad de
desarrollo a las piezas, aunque
en el resultado fnal esos inten-
tos no son tan exitosos, salvo
por la pieza titulada Rock Mahal,
cuya base es bastante sólida y
sugestiva.
Otra pieza rescatable es So-
nocosmonauta, de la que debe
resaltarse el trabajo realizado por
Francisco Sotelo en el Salterio
Prisma, aunque en general la
pieza es larga y sin una melodía
fuerte que la complemente.
Mención aparte merece el
diseño de arte del disco real-
68

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

San Lorenzo. Comodato
Cabezas de Cera
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
CULTURA
izado por Édgar Arrellín Cavie-
des, cuyo trabajo en este caso
es muy interesante y fuera de lo
común.
Dos capas de muy sencillos
rompecabezas de madera con
grabados en rayo láser predispo-
nen al escucha a una experiencia
diferente, que no llega al termi-
nar la última pieza del disco.
El disco no es redondo y no
muestra una orientación clara,
pero sí homogeneidad en su es-
pectro sonoro y tímbrico, misma
virtud que hubiera sido aprove-
chada al máximo de haber con-
tado con un productor externo
que le diera forma a las ideas del
dueto.
Si Hermandad es un esfuer-
zo de los hermanos Sotelo por
dejar claro que ellos son la base
del sonido de Cabezas de Cera y
que aun con la salida de Luna el
grupo podrá seguir produciendo,
entonces el dueto logró su co-
metido con un disco poco pro-
positivo pero que no se sale de
la línea ya trazada por sus ante-
riores producciones. O
Teatro
“El chofer
y la Sra. Daisy”
ESTELA LEÑERO FRANCO
C
on una pieza ligera como
la obra de teatro El cho-
fer y la Sra. Daisy, nos
acercamos al proceso de amis-
tad entre dos personas a lo largo
de más de 30 años. No es fácil
la relación: las diferencias de
status, la ideología y el carácter
marcan los obstáculos que bien
podrían solucionarse con el lugar
común del enamoramiento, pero
el dramaturgo norteamericano
Alfred Uhry profundiza en lo que,
sin muchas palabras explícitas,
se va forjando con hilo invisible
entre Daisy y Jack.
El chofer y la Sra. Daisy,
que actualmente se presenta en
nuestro país protagonizada por
los primeros actores María Rojo
y Salvador Sánchez, fue una pe-
lícula exitosa que en 1989 obtu-
vo el Oscar a la mejor película,
y su autor el Premio Pulitzer un
año antes. Aunque pareciera que
la cinta dio pie a la adaptación
al teatro, ya que en los paseos
en coche sucede gran parte de
la historia, el autor la ideó inicial-
mente para la escena asumiendo
los recursos que ofrece el teatro.
En su primer estreno en Nueva
York el chofer manejaba sentado
en una banqueta, y en la puesta
en escena que ahora se presenta
en el teatro Rafael Solana, dirigi-
da por el joven y talentoso dra-
maturgo Diego del Río, constru-
ye la convención con tres sillas
y una mesa circular a manera de
manubrio. El teatro es un juego
de niños donde los espacios y
los objetos se convierten en otra
cosa, y si en un principio podría
chocarnos esta transformación,
cuando la convención está bien
hecha vemos lo que los creado-
res escénicos nos hacen ver.
El diseño de escenografía,
realizado por Atenea Chávez y
Auda Caraza, conocidas también
por su acertado trabajo en In-
cendios y Bosques, por ejemplo,
combinan el exterior con el inte-
rior sin que nos salgamos de la
convención. Rodeados de puer-
tas antiguas donde prevalecen
los blancos, éstas se abren o
cierran para dar aire a la escena
o mantenernos en la intimidad
de una casa o una ofcina. La
iluminación de Matías Gorlero es
magnífca al dar, con la luz, infni-
dad de espacios y atmósferas de
gran belleza.
Alfred Uhry recorre en su
obra tres décadas en la vida de
una mujer y un hombre de edad
avanzada y va de los 60 hasta
los 90 años, lo cual implica un
reto actoral para los protago-
nistas. María Rojo crea un per-
sonaje entrañable que, de una
mujer fuerte e intolerante, en-
cerrada en sus propias ideas y
costumbres, progresivamente se
va debilitando por la edad. No
deja ese carácter ácido y frío, lo
cual es un acierto tanto del autor
como de la actriz, pero el es-
pectador crea una empatía con
ella donde termina queriéndola
a pesar de su difícil personali-
dad. María Rojo se apoya tanto
en la expresión corporal como
en un trabajo interior. Su altivez
se refeja en su modo de andar y
decir, y poco a poco se va en-
corvando, se le difculta el andar,
pierde visión y la mano le tiem-
bla. No está caricaturizado, pues
la naturalidad crea verosimilitud,
y ese es un logro que también
trabaja Salvador Sánchez, cuya
actuación está dada no tanto a
nivel corporal sino interpretativo,
donde el paso de los años se
hace visible a través de su com-
portamiento y trabajo interior. El
hijo, interpretado por Ari Telch,
no logra dar la complejidad que
requiere el personaje. Su mal
manejo de la voz y sus vicios
gestuales no nos hacen ver al
hijo de Daisy sino a un Ari Telch
que se impone en la escena. A
diferencia de Daisy y Jack, que
se muestran siempre con el mis-
mo vestuario diseñado por Tolita
y María Figueroa, Bobby cambia
de trajes en cada aparición, co-
mo si fuera un desfle de modas,
y ni eso ayuda a transmitir su
evolución.
El chofer y la Sra. Daisy es
una obra de teatro sencilla y
convencional, con personajes
entrañables llenos de matices y
contradicciones que nos permi-
ten adentrarnos en el valor de la
amistad. En esta obra está claro
el trasfondo social del momento
(1948-1973), donde la lucha con-
tra el racismo era signifcativa y
Martin Luther King su represen-
tante. Daisy refeja este impulso
de superioridad frente a la gente
de color y que es vencido con el
paso del tiempo. En el microcos-
mos de una relación vemos có-
mo el valor de la amistad traspa-
sa cualquier diferencia. O
Cine
“Post tenebras lux”
JAVIER BETANOCURT
L
leno de perfdia y confado
de su genio, James Joy-
ce se frotaba las manos
cuando comentaba que a los
críticos literarios les llevaría si-
glos descifrar las metáforas de
su novela Ulysses; es un poco
la misma sensación de tarea
imposible impuesta por el autor
la que queda con Post tenebras
lux (México-Francia; 2012), de
Carlos Reygadas, una cinta que
combina naturalismo con efectos
digitales, poesía elegíaca con
partidos de rugby en Inglaterra o
clubes de swingers en Francia,
lucha de clases a la mexicana,
paisaje deformado por la lente
de la cámara, y entre el cielo y la
tierra, la experiencia humana que
transita de las tinieblas a la luz.
La diferencia con la preten-
sión de Joyce, independiente-
mente de la magnitud de la obra,
es que el cine de Reygadas es
hostil a cualquier forma de her-
menéutica; lo prueba, en esta su
cuarta cinta, la dislocación total
de códigos narrativos, la yuxta-
posición de imágenes y secuen-
cias, la falta de motivación de
sus personajes; léase, la apa-
rente gratuidad de sus acciones.
Este realizador mexicano ad-
mirado, premiado y abucheado
en Cannes aspira a liberar a su
espectador de las convenciones
del cine que manipula con his-
torias, emociones y conceptos
previsibles. La recompensa sería
una experiencia estética total,
equivalente a lo que ocurre en la
pintura expresionista.
El problema es que, a dife-
rencia de la pintura, el cine trans-
curre y no puede escapar de la
acción; cualquier imagen, por

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 69
Personajes entrañables
O
c
t
a
v
i
o

G
ó
m
e
z
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
fja que sea, sucede en el tiem-
po de la pantalla. Un autor como
Tarkovsky sabe que el cine no
puede escapar del tiempo y de
la secuencia, por más que pueda
manipularlos. Post tenebras lux
es consciente de ello, y por su-
puesto que cuenta una historia,
la de una pareja acomodada con
dos hijos pequeños que decide
vivir en una casa de campo; hay
conficto entre la pareja, entre las
clases sociales y en el mundo
interno de Juan (Adolfo Jiménez
Castro), el esposo; también hay
pugna, a nivel cósmico, entre la
luz y la sombra.
O será que estos opuestos
son complementarios y el en-
frentamiento es mera expresión,
o posibilidad, de alcanzar la
armonía? Tal parece ser la ob-
sesión del cine de Reygadas,
vida y muerte, ciudad y campo,
naturaleza y civilización, México
y Europa; nada del otro mundo,
en principio, pero ocurre que en
la obra del director los opuestos
son de verdad extremos, descu-
bren posibilidades insospecha-
das. He ahí la trasgresión de este
artista; una anciana puede mos-
trarse desnuda y hacer el amor
con un hombre joven (Japón),
una muchacha rica y bella pue-
de aplicar una felación al chofer
gordo (Batalla en el cielo), o la
agonía y el éxtasis de Luz silen-
ciosa son inseparables; la posibi-
lidad de amor y redención surge
en cada caso.
Tampoco es cierto que Post
tenebras lux pueda verse como
a uno le plazca; las escenas en
exteriores imponen verse desde
el interior de una esfera de cris-
tal, el ojo del diablo que acecha
o del artista que mira. En todo
caso, no puede pasar inadver-
tida una película mexicana de
este calibre, con título de obra
medieval en un latín transparente
en castellano, y que se estrena
en medio de la turbulencia políti-
ca del país. O
Televisión
Multiplicar
las cadenas
FLORENCE TOUSSAINT
E
l anuncio acerca de la
instalación de dos nuevas
cadenas televisivas como
parte del listado de propuestas
hecho por Peña Nieto el 1 de
diciembre augura más de lo
mismo que hemos padecido
desde el año 2000: la prolifera-
ción de canales privados para el
entretenimiento y el periodismo
inclinado ante el poder.
Mayor número de señales no
resulta por sí mismo en demo-
cracia ni en pluralidad, los ejem-
plos a la vista demuestran
que si bien el monopolio es
por la posesión del espec-
tro, las uniformidades en
los contenidos existen aun-
que se fragmente el usu-
fructo de las concesiones
en muchas manos.
A lo anterior debe agre-
garse la deplorable condi-
ción de los medios públicos
atrapados en el ofcialismo,
en loas al gobierno, en ce-
der sus espacios para di-
fundir imágenes, datos,
currículo de funcionarios –
como sucedió en Canal 22
en el marco del reporte de
las actividades de la Feria
Internacional del Libro de
Guadalajara– o en prestarse a
incluir programas de supuesto
análisis que sirven para denos-
tar a la izquierda y, en general, a
todo movimiento o persona que
se oponga a las arbitrariedades
de un poder cada día más con-
centrado en lo económico y más
autoritario en lo político.
Dos nuevas cadenas sin tocar
el monopolio de facto estableci-
do con el pacto entre Televisa y
Azteca resultará en un ingreso de
nuevos jugadores para repartirse
el mercado sin que la audiencia
se benefcie de tal reacomodo.
Y no lo hará porque las intencio-
nes de lucro o de control político
siguen rigiendo la programación
de la mayor parte de los canales
públicos y de todos los privados.
La aparición de emisoras como
Milenio, Cadena Tres, Telefórmu-
la, Efekto TV no nos proporcionan
opciones distintas a las del oligo-
polio en materia de noticias. ¿Por
qué pensar que dos nuevas ca-
denas sí lo harán?
Si una de ellas fuera pública,
¿su perfl será el de Canal On-
ce, Canal 22, Canal 34? ¿O una
mezcla de las tres con algunos
ingredientes de los canales de
los estados, de las universitarias,
de las de cable? ¿Dependiente
de Gobernación?
La vigilancia de la señal al
aire que vimos el 1 de diciem-
bre proporciona una pauta de lo
que podemos esperar. Las pro-
testas en la calle ausentes, los
gritos en la tribuna silenciados,
ningún acercamiento a los carte-
les desplegados, el control total
a la llegada de Peña Nieto bajo
estricta cadena nacional. Y en
los noticiarios el boletín desde la
Presidencia.
¿Dos nuevas cadenas pa-
ra qué? Sin un marco legal que
regule y ponga límites, con em-
presarios ensoberbecidos, polí-
ticos corruptos, una ciudadanía
despolitizada y el mismo modelo
económico, dos nuevas cadenas
servirán para multiplicar versio-
nes irreales de la realidad, pa-
ra replicar “el crimen perfecto”,
según el título del libro de Jean
Baudrillard. O
Libros
Dos bosquejos
JORGE MUNGUÍA ESPITIA
1
H
éctor Aguilar Camín ha
pretendido con algunas
de sus narraciones
comprender ciertos fenómenos y
actores políticos. Así lo ha hecho
enmarcando las anécdotas en
algunos momentos históricos,
como Morir en el golfo (1985),
La guerra de Galio (1996) y La
conspiración de la fortuna (2005).
Hace unos días apareció reedi-
tada la novela Un soplo en el río
(Seix Barral; México, 2012. 143
p.), cuya primera edición apare-
ció en 1997.
La trama la construye a tra-
vés de una conversación en-
tre Antonio Salcido y Salmerón,
durante un viaje de ida y vuelta a
Tlaxcala. El diálogo gira alrede-
dor de la relación amorosa que
tuvo el primero con Rayda en
los años ochenta, los compromi-
sos políticos que asumieron, la
práctica de la medicina social en
barrios marginales, hasta el apo-
yo a la revolución nicaragüense
y las tentativas subversivas en El
Salvador. También trata su ruptu-
ra afectiva e infortunado devenir.
En esta novela Aguilar Ca-
mín discierne sobre algunos
indóciles. Así los llamados revo-
lucionarios son sujetos, con una
moralidad particular, que buscan
redimir a los oprimidos e im-
plantar una sociedad justa. A su
vez los reacios estiman que hay
70

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

Experiencia estética total
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
CULTURA
C
uando el Consejo Nacional para
la Cultura y las Artes (Conaculta)
dio a conocer en agosto de 2010
la Encuesta Nacional de Hábitos,
Prácticas y Consumo Culturales, se publicó
conjuntamente el voluminoso libro Institu-
ciones Culturales de México 2010, además
del Atlas de infraestructura y patrimonio
cultural de México.
A pocos días de terminar la gestión de
Consuelo Sáizar, al frente del Conaculta, se
editó una segunda versión de Instituciones
Culturales de México, ahora, 2012, de 1134
páginas, en el cual según la exfunciona-
ria se puede contemplar “la grandeza de la
cultura mexicana”.
Profuso en imágenes antiguas y actuales,
repetitivas de la tradicional iconografía de “lo
mexicano”, el volumen de 38 cm de altura por
26 de ancho, 7.5 de grosor y aproximadamen-
te 10 kilos de peso, es ciertamente para ver.
Poca información contiene acerca de la his-
toria, sentido, objetivos, metas, resultados y
quehaceres de las instituciones culturales.
Baste un ejemplo: En el apartado del
Instituto Nacional de Antropología e Histo-
ria no se menciona nunca que fue fundado
por Lázaro Cárdenas. Se dice cuántas zonas
arqueológicas y museos existen y cuáles
–desde luego– abrió el sexenio recién con-
cluido. Ni una palabra sobre la investigación
antropológica o histórica que se realiza en
esta instancia. En cambio hay a lo largo de
todo el libro frases de artistas e intelectuales
como ésta de Silvestre Revueltas:
“Sueño con una música que es color,
escultura y movimiento.”
Parafraseando a la propia Sáizar en la pre-
sentación de la primera edición de este libro,
“es enorme” pero “no defnitivo ni completo”,
y el libro repite el esquema que diversos espe-
cialistas le señalaron al evaluar la encuesta de
hábitos: Su concepto de cultura es “aristocrá-
tico”, centrado en las artes; y su enfoque es
una imperfección en la naturale-
za, por lo que no hay nada que
hacer, aunque mantienen una
actitud crítica. Otros reticentes
se rebelan y saben que no modi-
fcarán sustancialmente la situa-
ción, pero el acto de la rebelión
y la solidaridad con los demás
crea un ambiente diferente, así
como les permite realizar actos
independientes.
Un soplo en el río es una
breve novela que por la profun-
didad de sus asertos merecía un
mayor desarrollo, que pudo ha-
cer el autor después de 15 años
de haber sido publicada. La con-
cisión hace que el lenguaje sea
críptico y confuso, así como las
anécdotas. O
2
E
l caricaturista francés
Golo, pseudónimo de
Guy Nadeau (1948), ha
sido dibujante de varias revistas
francesas y egipcias. Ahora da
a conocer, en español, la bio-
grafía ilustrada de Traven con el
título de B. Traven. Retrato de un
anónimo célebre (Sexto Piso-Co-
naculta; México, 2012. 144 p.).
Ahí hace una reconstrucción de
algunos momentos de la vida de
Ret Marut, Hal Croves o Traven
Torsvan, alias de B. Traven. En la
semblanza destaca la participa-
ción del escritor en la revuelta de
Baviera, la huida de Alemania, el
empleo como carbonero en un
barco de la muerte (a partir del
cual escribe su novela homóni-
ma), el encarcelamiento en Ingla-
terra hasta la llegada a México.
Luego trata de los recorridos
que hizo por el país y le dieron
material para sus obras, como
Puente en la selva, El tesoro de
la Sierra Madre y La rebelión de
los colgados, entre otras, así
como las amistades que sostuvo
con varios intelectuales y sus
amores.
La biografía que presenta
Golo es confusa; por ejemplo, la
descripción de la revuelta alema-
na del 18 enreda la presentación
de actores políticos y grupos.
Asimismo esquemática, su len-
guaje gráfco obliga al autor a
realizar síntesis muy apretadas,
que dejan de lado aspectos im-
portantes en la vida de Traven.
También incompleta, porque no
trata la intensidad emotiva y la
actitud libertaria de Golo, que
aparecen en sus cuentos y no-
velas. Así el lector se queda con
una imagen de un escritor alela-
do y más bien conservador. Para
acercarse a su compleja existen-
cia y posición crítica habría que
leer el espléndido trabajo de Kart
Guthke: B. Traven: biografía de
un misterio (2000) publicado por
el Conaculta. O
Otro almanaque
de las instituciones culturales
limitado al quehacer de las instituciones y no
a la cultura amplia y diversa del país.
No se señala el número de ejemplares
de obsequio que realizó Impresora y en-
cuadernadora Progreso, S.A. de C.V. La
Coordinación Editorial estuvo a cargo de
Fernando del Collado, la Coordinación de
Arte y Diseño Editorial recayó en León Mu-
ñoz Santini y la investigación y el cuidado
de la edición fue de Mario Gutiérrez Vega.
(J. Amador). O

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 71
Estante
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
72

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

JUDITH AMADOR TELLO
E
n la semioscuridad de una
sala de cine, en la cual se
cuentan apenas siete asis-
tentes, la historiadora Gua-
dalupe Jiménez Codinach,
especialista en el periodo de
la Independencia de México, se arrella-
na en su butaca dispuesta a ver la pelícu-
la Morelos, la superproducción dirigida por
Antonio Serrano cuyo costo alcanzó los 75
millones de pesos.
Afanosa, saca una libreta y en cuanto
comienza la proyección, con una batalla
posterior a 1813, inician sus apuntes que
comparte en este texto con los lectores de
Proceso. Por momentos asiente, pero las
más de las veces suspira, mueve la cabe-
za con gesto de desaprobación y murmu-
ra con indignación: “¡Eso no ocurrió así!..
No es posible que si se tiene ya tanta in-
formación sobre ese periodo histórico no
lo hayan podido recrear”.
Desde antes de su estreno, la cinta ya
ocupaba las páginas de los medios impre-
sos con críticas a la forma en la cual ob-
tuvo el presupuesto para su realización,
pues mientras los directores y producto-
res deben competir para buscar los recur-
sos del Fondo para la Producción Cinema-
tográfica de Calidad (Foprocine), Fondo de
Inversión y Estímulos al Cine (Fidecine) y
el Estímulo Fiscal a Proyectos de Inversión
en la Producción Cinematográfica Nacio-
La película “Morelos”,
Especialista en la época independentista, Guadalu-
pe Jiménez Codinach analiza minuciosamente los
errores históricos de la película Morelos, de Antonio
Serrano, a la cual le faltó una rigurosa investiga-
ción en aras de la dramatización, no obstante que
se conoce a detalle al prócer, sus hechos y el en-
torno de la época. A tres semanas de su estreno, la
cinta apenas recaudó poco más de un millón y me-
dio de los 75 millones que costó.
nal (Eficine), a ésta se los asignó de mane-
ra directa Conaculta Cine.
Pero la inversión resultó una pifia,
pues en tres semanas de exhibición, con
150 copias, la película apenas contó con
la asistencia de 38 mil personas y no lo-
gró recuperar sino únicamente 1 millón
648 mil 968 pesos. Retirada del D.F., actual-
mente se proyecta en provincia.
Todos los recursos empleados en la
realización de este gran proyecto, como lo-
caciones, vestuario, cientos de extras (in-
cluidos 70 miembros del Ejército mexica-
no, como lo dio a conocer este semanario
en su edición 1881), además de un gran re-
parto encabezado por Dagoberto Gama
(Morelos), con Raúl Méndez (Mariano Ma-
tamoros), Juan Ignacio Aranda (Hermene-
gildo Galeana), Gustavo Sánchez Parra, co-
mo Matías Carranco; José María Yazpik,
como Ignacio López Ryón; y Stephanie Sig-
man, como Francisca Ortiz (esposa de Ma-
tías Carranco y amante de Morelos en la
película), no bastaron para convencer al
público.
Tampoco pasó la prueba de la historia. A
decir de Jiménez Codinach, doctora en his-
toria por la Universidad de Londres y autora
del libro México su tiempo de nacer 1750-1821
y coautora con Ernesto de la Torre de La Gran
Bretaña y la Independencia de México 1808-
1821, no se representa la grandeza de Mo-
relos. Al contrario, se centra en banalidades
y hasta falsedades como su supuesta rivali-
dad con Carranco por el amor de Francisca
Ortiz, con quien según la película tuvo una
hija en plena guerra, lo cual jamás ocurrió.
Con 40 años investigando sobre te-
otra pifia
del sexenio
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 73
mas de la Independencia, la especialis-
ta confiesa que José María Morelos y Pa-
vón (1765-1815), es uno de sus personajes
consentidos –“¿y cómo no?” se pregunta–:
un hombre humilde con una infancia difí-
cil, pues con su madre y su hermana Ma-
ría fue abandonado por su padre, quien se
llevó a su hermano más pequeño, Nicolás.
No obstante su abuelo, que fue maestro de
escuela, le enseñó a leer, escribir y hacer
cuentas. Luego se ordenaría sacerdote por
vocación, no por necesidad –como lo su-
giere la cinta–, y por sentir realmente res-
peto hacia la religión.
Jiménez Codinach detalla que la
película inicia en una batalla de 1814,
cuando un contingente de insurgentes
trae un retrato de Morelos que rescata
de manos de los realistas. Ella ubica
que fue después del 14 de febrero de ese
año en Tlacatepec, donde los realistas
“se apoderaron del equipaje de Morelos,
del Archivo de la Junta de Chilpancingo,
y de partes de la imprenta”, entre otros
objetos, entre ellos el cuadro.
Nada dice la película al respecto. Des-
taca el supuesto rescate del retrato por
parte de los insurgentes, cuando en rea-
lidad fue enviado por Félix María Calleja
a España el 30 de abril de 1814 junto con
el uniforme de Morelos. El original es más
pequeño que el de la cinta y fue realiza-
do en vida del prócer, por lo cual, señala,
el historiador de arte Justino Fernández lo
consideró “uno de los mejores y más fieles
retratos de Morelos”.
Fue pintado en Oaxaca por un artis-
ta anónimo conocido como “El Mixtequi-
to” (c.1813). Actualmente se encuentra en
exhibición en el Museo Nacional de His-
toria del Castillo de Chapultepec, puesto
que en 1910, al conmemorarse el primer
centenario del inicio de la gesta indepen-
diente, España lo obsequió a México jun-
to con la casaca de Morelos y su espada.
Es falso por tanto, como muestra el filme,
que su hijo Juan Nepomuceno se lo lleva-
ra en su viaje a Estados Unidos, a donde es
enviado por el propio prócer.
Degradación
Más grave que esto, le parece a la histo-
riadora que no se haya sabido expresar
la hondura, profundidad y complejidad
de quien se llamó a sí mismo Siervo de la
Nación. No culpa al actor, que ni siquie-
ra se le parece, asienta, sino al director y
al guionista pues prefirieron poner acento
en una relación sentimental (con imáge-
nes eróticas y todo) que no fue real:
“Estas escenas de morbo –dice– fueron
inventadas por escritores sin rigor ni fun-
damento alguno.”
El colmo es que “se trivializa y se de-
grada la lectura de los Sentimientos de la
nación”. Una escena muestra a Morelos re-
costado con su amante, le habla del docu-
mento, le pregunta si quiere escucharlo y
se lo lee. Ello le parece inconcebible, pues
la noche anterior a la inauguración del
Congreso de Chilpancingo, ocurrida el 14
de septiembre de 1813, el insurgente esta-
ba con Andrés Quintana Roo, a quien sí le-
yó el famoso manifiesto. El propio político,
esposo de Leona Vicario, relató a Guiller-
mo Prieto lo sucedido aquella noche:
“Morelos le lee los Sentimientos de la na-
ción, con sencillez, emoción y firmeza al
joven Quintana Roo, quien se conmueve
profundamente ante las palabras e ideas
de Morelos.”
Más escenas –prosigue– fueron com-
pletamente distorsionadas, como cuan-
do el generalísimo pierde su última bata-
lla a las afueras de Valladolid (hoy Morelia)
y su numeroso ejército es prácticamen-
te desintegrado: Comete el error de en-
viar a unos hombres a espiar a las fuer-
zas de Agustín de Iturbide, y éste se da
cuenta que se han pintado la cara con car-
bón. Entonces manda a un grupo vestido
de paisano, pintado igual, que se introdu-
ce a matar insurgentes a cuchilladas y ba-
lazos, creando tal confusión que los insur-
gentes terminan matándose entre sí.
En la historia real, “Ciriaco del Llano y
Agustín de Iturbide, con un reducido gru-
po de realistas, se internan entre las lo-
mas de Santa María al oscurecer. Los in-
surgentes los atacan, los realistas se salen
y regresan a Valladolid y las fuerzas insur-
gentes se disparan durante la noche y se
destrozan entre sí”. Pero Iturbide dista de
ser el ser cruel, represor y torturador como
muestra el largometraje, de hecho Hidalgo
ejecutó a más inocentes que él en Vallado-
lid y Guadalajara, precisa.
A decir de la investigadora, la pelícu-
la es maniquea, “de buenos y malos. Son
malos los realistas, los jefes de las tropas
del rey son crueles, sanguinarios y cobar-
des en general, y no fue así. Por ejemplo,
el realista Pedro Antonio Vélez, defensor
del Fuerte de San Diego, cumplió con su
deber con entereza ‘digna de encomio’, se-
gún el biógrafo de Morelos, el historiador
Ernesto Lemoine”.
Además, no se respeta la cronología,
se inventan escenas como una masacre
de dominicos en Oaxaca. A un personaje
como Ignacio López Rayón se le presen-
ta como “resentido, envidioso, timora-
to, cuando él y Morelos fueron herederos
de Hidalgo, y si bien tuvieron diferencias,
siempre se comunicaban y consultaban,
nunca llegaron al rompimiento”.
En una parte se ve a los diputados del
Congreso Insurgente discutir la redacción
de la Constitución de Apatzingán de 1814,
“pero la película no retrata fielmente las
penalidades, sacrificios, persecuciones y
enfermedades que sufrieron para poder
terminar el decreto Constitucional, una
hazaña increíble dadas las circunstancias”.
Peor aún, se menciona la palabra “re-
pública” cuando, precisa la especialista, ni
Morelos ni los legisladores de Apatzingán
llamaron así a la Nueva España. Fue “un
cubano, marino y diputado de las Cortes
en Cádiz por Santo Domingo, José Álvarez
de Toledo, quien le llamó ‘República Mexi-
cana’ en 1815”.
Y para aclarar sobre la propuesta pre-
sentada por Felipe Calderón en sus últi-
mos días de gobierno, de llamar al país
simplemente México y no Estados Uni-
dos Mexicanos, indica que Álvarez de To-
ledo sugirió también al Congreso insur-
gente en Puruarán, en una carta del 10 de
febrero de 1815, usar el nombre de “Esta-
dos Unidos de México”. Quiso vender la
idea de que así serían tratados por Esta-
dos Unidos de América como iguales, pero
Morelos no aceptó ese nombre. En el libro
Pliegos de la diplomacia insurgente, compila
Jiménez Cordinach, junto con Teresa Fran-
co, los documentos del diputado.
La película optó por hablar de Morelos
a partir de la derrota y apenas menciona
el heroico sitio de Cuautla, cuando la ca-
pacidad como estratega del general pudo
ser uno de sus temas centrales.
En suma, dice, Jiménez Codinach
“se desperdició una magnífica oportu-
nidad de realizar una película digna de
la figura de José María Morelos. En vez
de enfocarse en lo más importante de
su vida, de su pensamiento, de su obra,
se escogió lo banal, lo morboso y ade-
más falso.
“El espectador no comprende mejor ni
a Morelos ni a su época, menos lo suce-
dido en la guerra de Independencia por-
que la película es confusa, no explica, es
caótica y no está basada en una investiga-
ción seria. ¿Por qué el director no se ase-
soró de historiadores expertos en Morelos
como el doctor Carlos Herrejón, en los in-
vestigadores de la Universidad Michoaca-
na de San Nicolás de Hidalgo, de la UNAM,
de El Colegio de Michoacán, que conocen
a fondo la época y la importancia de Mo-
relos y su obra?”.
Es verdad, finaliza, que los héroes
son de carne y hueso y que se debe hu-
manizarlos, pero “no de esa manera...
Para ellos humanizarlos significa degra-
darles, hacerlos libidinosos, morbosos y
no es justo”.
Cuando la película termina, la histo-
riadora se espera para ver los créditos y
saber quién ayudó a escribir el guión (del
propio Serrano y Leo Mendoza). Se dice
que “con apoyo de Imcine (Instituto Mexi-
cano de Cinematografía)”, y pasa rápida-
mente una leyenda para aclarar que mu-
chas son “situaciones ficticias”. No deja de
lamentarlo:
“Estamos pagando con dinero del pue-
blo cosas equivocadas.”
ESPECTÁCULOS
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
74

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012
BEATRIZ PEREYRA
C
on el nombramiento de Je-
sús Mena Campos como
director de la Comisión
Nacional de Cultura Física
y Deporte (Conade), Mario
Vázquez Raña demostró
que aún es el hombre más poderoso en el
deporte mexicano y pieza tan importan-
te en el PRI que el presidente Enrique Pe-
ña Nieto le concedió esa posición para el
exclavadista, a quien el cacique se refiere
como “mi niño”.
El domingo 2, el secretario de Educa-
ción Pública, Emilio Chuayffet, le llamó
por teléfono a Mena. Éste refiere que sos-
tuvieron una charla muy cordial por la
amistad que los une desde que en 1993
participó en la campaña de aquél para la
gubernatura del Estado de México.
El exatleta comenta que no esperaba esa
llamada que lo envolvió de emoción cuando
escuchó a Chuayffet decirle que el presiden-
te lo invitaba a integrarse al gobierno federal.
“Le comenté que me motivaba poder po-
ner toda mi experiencia al servicio del depor-
te”, dice Mena en entrevista con Proceso.
–Estaba muy anunciado que sería us-
ted el elegido. La noticia no pudo haberlo
sorprendido…
–No es así. Platiqué con los amigos de la
prensa y les comenté que la decisión la to-
maría el presidente. Y así fue, porque no po-
día ser de otra manera. Había varios nom-
bres, todos de gente con probada calidad.
–La diferencia entre ellos y usted es
que venía marcado como hombre de Ma-
rio Vázquez Raña. ¿El presidente lo nom-
bró director de la Conade porque se lo pi-
dió Vázquez Raña?
–Yo recibí la llamada del secretario y me
dijo que era una indicación del presidente.
–Está apadrinado por Vázquez Raña,
el hombre más poderoso del deporte en
México.
–Quienes estamos en el deporte, yo lle-
vo 36 años en esto, conocemos a don Mario,
e incluso lo reconocemos. Me tocó acom-
pañarlo en un par de ocasiones en asam-
bleas que tuvo en y fuera de México. Es un
Jesús
Mena:
lo que
diga el
presidente...
74

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012
C
o
n
a
d
e

/

M
O
R
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 75
DEPORTES / POLÍ TI CA DEPORTES
/ POLÍ TI CA
Estrategias
La reportera le comenta a Mena que co-
mo presidente de la Comisión de Juven-
tud y Deporte de la Cámara de Diputados,
Felipe Muñoz ha planteado iniciativas
para reformar la Ley de Cultura Física y
Deporte a fin de que el COM tenga mayo-
res atribuciones y que funcione como un
órgano paralelo a la Conade. A continua-
ción, le pregunta si está de acuerdo en
que se forme un monopolio del deporte
que terminará por quedar en manos de
Vázquez Raña.
“No lo veo así –responde–. Tengo otra
percepción. Carlos Padilla fue elegido (co-
mo presidente del COM) por unanimidad,
sin coerciones, para que no se presenta-
ra otra planilla. El primer mensaje es que
debe haber unidad, una buena relación
entre todos los que dirigimos el depor-
te. Felipe es diputado porque lo postuló
el PRI y ocupa la presidencia de la Comi-
sión de Juventud y Deporte, pero no ten-
go conocimiento, hasta ahorita que me lo
comentas, de estas reformas que se pre-
tenden hacer.
“No creo que haya alguna intención
para crear dos estructuras; por el contra-
rio, lo que se requiere es que quienes es-
tán en el deporte cumplan con su respon-
sabilidad. Por eso no estoy de acuerdo en
esto del monopolio del deporte porque
el deporte de México no es la Conade, el
COM y la Codeme, sino los municipios,
asociaciones, los institutos, clubes, uni-
versidades, federaciones, y cada quien
con un interés muy distinto que no nece-
sariamente está alineado a lo que se ha-
ce en estas tres instancias.
–La Conade es el máximo órgano del
deporte del país y para bien o para mal
aquí se toman las decisiones más impor-
tantes. ¿Está de acuerdo con que el COM
tenga facultades similares? –pregunta la
reportera.
–Definitivamente no. No conozco las
reformas que se proponen, pero en este
momento la ley es muy clara respecto a
lo que le toca hacer a cada quien. Cuan-
do estén aprobadas las reformas plati-
camos de eso. El objetivo es que no haya
pleitos, porque por eso no hubo mejo-
res atletas, más niños o jóvenes hacien-
do deporte, ni disminuimos los índices
de obesidad.
–¿Está de acuerdo con que siete meda-
llas olímpicas es un resultado histórico?
¿Es lo que debe ganar México, la economía
11 del mundo con más de 110 millones de
habitantes y un presupuesto para el depor-
te superior a los 6 mil millones de pesos?
–No. Sí podemos aspirar a más, por su-
puesto. Debemos seguir dando a los atle-
tas las herramientas para que triunfen.
Hay que tener una estrategia y empezar
por saber qué hacen los países que nos
superan. Para eso se necesita planeación
y una prospectiva. Hay que revisar cuán-
to invertimos y en qué deportes, cuánto
le ponemos a las ciencias aplicadas. Tene-
mos que definir lo que queremos y cómo
lo vamos a lograr.
“Pero el tema más importante, la razón
de ser de esta institución, es la activación
física, algo que para los medios no resul-
ta atractivo. La vamos a efectuar a partir
de las escuelas, porque así lo ha ordena-
do el presidente. Así como se enseña a leer
o matemáticas, vamos a enseñar a hacer
actividad física, que los jóvenes tengan
buenos hábitos alimenticios. Ese es nues-
tro mayor reto, sin dejar de lado el deporte
de representación.”
–La activación física fue lo más impor-
tante que Felipe Calderón encomendó pri-
mero a Carlos Hermosillo y luego a Ber-
nardo de la Garza. En el sexenio que acaba
de concluir, México pasó del segundo al
primer lugar en el número de personas
con sobrepeso y obesidad. Es claro que no
cumplieron…
–No sabía que Calderón había pedido
eso. El deporte no sólo son las medallas; lo
importante es trabajar con los más de 100
millones de mexicanos.
–¿Cómo lo hará? ¿Con los maestros
que controla el sindicato de Elba Esther
Gordillo y las grandes trasnacionales pro-
ductoras de comida chatarra que el go-
bierno no pudo o no quiso sacar de las
escuelas?
Para Jesús Mena Campos, titular de la Conade, será dificil quitarse el estigma de ser operador de Ma-
rio vázquez Raña. Aunque niega que le deba su cargo, reconoce que en su gestión aprovechará para
beneficio del deporte en México la experiencia y trayectoria internacional del veterano directivo. El reto
actual, dice, consiste en lograr la activación fisica de la gente, estrategia que comenzará en las escue-
las. Asimismo, considera poco factible que las reformas propuestas a la Ley de Cultura Fisica y Depor-
te impulsadas desde la Cámara de Diputados le resten facultades a la Conade y fortalezcan al COM.

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 75
líder natural. Me tocó ver cómo en Atenas,
con 203 integrantes de comités olímpicos
reunidos en un salón inmenso a la hora
de elegirlo presidente, se levantaron todos
a aplaudirle. Fue muy impactante. En otra
ocasión recientemente en Acapulco hicie-
ron lo mismo. Creo que debemos recono-
cer a los actores, y él ha jugado un papel
muy importante en el deporte de México
y del mundo. Hablo con conocimiento por-
que me ha tocado verlo. Quienes llevamos
camino en el deporte sabemos y reconoce-
mos quién es Mario Vázquez Raña.
–Como director de la Conade, ¿va a eje-
cutar lo que dicte su criterio o será un alfil
de Vázquez Raña, una extensión que eje-
cute lo que él quiere hacer en el deporte?
–Ni una ni otra. En esta instancia de
gobierno se hará lo que disponga el presi-
dente de la República. En la toma de pro-
testa, a través del secretario Chuayffet, ya
me instruyó a fin de empezara a trabajar
en un documento para la activación físi-
ca a partir de las escuelas. Ya dijo el presi-
dente: lo que está funcionando debemos
continuarlo. Aquí debemos reconocer el
trabajo de Bernardo (de la Garza, exdirec-
tor de la Conade) con algunas acciones
que los atletas reconocen, entre ellas la
atención brindada, los resultados obteni-
dos con una generación súper talentosa.
Por tanto la respuesta es: ni lo que dispon-
ga tu servidor ni lo que disponga nadie
más. La política del presidente será la que
aquí se siga.
–Vázquez Raña lo destapó en dos re-
uniones. Directa e indirectamente dijo
que usted sería el próximo titular del De-
porte. Eso no se puede ocultar…
–No. Y no hay ánimo ni interés por ha-
cerlo. Se trata de una persona muy impor-
tante en el deporte del mundo con quien,
por supuesto, hay una relación de amis-
tad. Él representa a la Odepa (Organiza-
ción Deportiva Panamericana), y todo en
lo que pueda contribuir a que mejore el
deporte de México es bienvenido. Lo mis-
mo si viene del Comité Olímpico Interna-
cional, del Comité Olímpico Mundial o de
la Odecabe (Organización Deportiva Cen-
troamericana y del Caribe).
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
76

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012
RAÚL OCHOA
E
l nuevo director de la Comisión Na-
cional de Cultura Física y Deporte
(Conade), Jesús Mena Campos, no
cumplió a cabalidad con sus tareas
durante su inconclusa gestión al frente del
Instituto Mexiquense de Cultura Física y De-
porte (Imcufide).
Pese a que contaba con los recursos ne-
cesarios para promover las actividades de-
portivas en la entidad, no supo cómo apli-
carlos y durante el año fiscal 2011 incurrió
en subejercicio, por lo que tuvo que devol-
ver a la Tesorería de la Federación 24 millo-
nes 633 mil pesos, con intereses incluidos.
El 22 de noviembre de 2011, la direc-
tora del Sistema Nacional del Deporte, de
la Comisión Nacional de Cultura Física y
Deporte (Conade), María Trinidad Gonzá-
lez Salinas, le envió a Mena el oficio SGD/
DSND/3399/11 para solicitarle informes de-
tallados acerca de cómo se ejercieron 21.5
millones de pesos correspondientes al Pro-
grama de Infraestructura Municipal 2011.
Entre las instalaciones deportivas que
no fueron rehabilitadas debido a las omisio-
nes del titular del Imcufide se encuentran
la Unidad Cuauhtémoc, en el municipio de
Naucalpan de Juárez, así como el Centro
Ceremonial Otomí, en el municipio de Te-
moaya. Las asignaciones presupuestales
eran de 10 millones de pesos y 1.5 millones
de pesos, respectivamente.
Y la lista de tareas pendientes continúa:
rehabilitación del Centro de Desarrollo del
Deporte General Agustín Millán Vivero, en el
municipio de Toluca; construcción de la se-
gunda etapa de la Pista BMX, y edificación
del campo de futbol en la Ciudad Deportiva
Juan Fernández Albarrán, en el municipio de
Zinacantepec. Para realizar estas tareas se
disponía de un total de 10 millones de pesos.
El 17 de enero de 2012, González
Salinas le envió a Mena un recordatorio
–en seguimiento al referido oficio SGD/
DSND/3399/11– en el que le solicita informa-
ción acerca de cómo se aplicaron los recur-
sos otorgados para el desarrollo de la infra-
estructura deportiva.
“Al respecto, le agradeceré gire sus
amables instrucciones a quien correspon-
da a fin de que se remita un informe detalla-
do sobre las acciones que han llevado para
la licitación, adjudicación y contratación de
las obras apoyadas; asimismo, la entrega de
los informes de avance físico-financiero de
la obra pública, mismos que deberán remi-
tirse mensualmente a la Conade dentro de
los primeros cinco días hábiles al mes que
se reporta, tal y como se estipula en la Cláu-
sula Cuarta Compromisos de ‘El Ejecutivo
estatal’, ‘el Imcufide’ y/o ‘los municipios’,
planteó a Mena la funcionaria de Conade.
Aún más: la directora del Sistema Nacio-
nal del Deporte emplazó al titular del Imcufide
para que a más tardar el 26 de enero de 2012
remitiera a la Subdirección General del De-
porte los documentos solicitados. Incluso en
el oficio de noviembre de 2011, González Sa-
linas advierte que en caso de incumplimien-
to, los funcionarios del instituto involucrados
enfrentarían las consecuencias.
“El retraso o incumplimiento en el pla-
zo mencionado anteriormente –apunta la
funcionaria– dará lugar a que las cantida-
des respectivas se actualicen y generen in-
tereses a la tasa de recargos que establece
la Ley de Ingresos de la Federación para el
ejercicio fiscal 2011.”
Y añade: “Es indispensable reiterar que el
incumplimiento total o parcial de los compro-
misos antes descritos, o a cualquiera de los
contenidos en el convenio respectivo, tendrá
como consecuencia la aplicación de las san-
ciones administrativas de conformidad con
la normatividad aplicable, que pueden com-
prender la suspensión del derecho a la sus-
cripción de nuevos convenios y, por lo tanto,
de apoyos económicos, o en su caso el inicio
de los procedimientos judiciales correspon-
dientes, encaminados a la devolución total
de los recursos otorgados, incluyendo las
cargas financieras que se generen”.
Omisiones
Por lo que toca a la responsabilidad admi-
nistrativa disciplinaria, el artículo 42 de la
Ley de Responsabilidades de los Servidores
Públicos del Estado y Municipios establece:
“I.- cumplir con la máxima diligencia el ser-
vicio que le sea encomendado y abstener-
se de cualquier acto u omisión que cause la
suspensión o deficiencia de dicho servicio
o implique abuso o ejercicio indebido de un
empleo, cargo o comisión...
“III.- Abstenerse de causar daños y per-
juicios a la Hacienda Pública estatal o muni-
cipal, sea por el manejo irregular de fondos y
valores estatales o municipales, o por las irre-
gularidades en el ejercicio o pago de recur-
sos presupuestales del estado o municipios
o de los concertados o convenidos por el es-
tado con la federación o sus municipios.”
El artículo 43 estipula: “Se incurre en
responsabilidad administrativa disciplinaria
por el incumplimiento de cualesquiera de las
obligaciones a que se refiere el artículo an-
terior, dando lugar a la instrucción del pro-
cedimiento administrativo ante los órganos
disciplinarios y a la aplicación de las sancio-
nes que en esta ley se consignan”.
El pasado 15 de marzo, dos meses des-
pués de que la Conade envió al Imcufide el
recordatorio relacionado con el oficio SGD/
DSND/3399/11, el director operativo de este
instituto, Fernando Platas, giró el oficio nú-
mero 205BI11000-356/2012 para solicitarle
a la directora del Sistema Nacional del De-
porte, María Trinidad González Salinas, que
gestionara ante la Secretaría de Hacienda y
Crédito Público una “autorización especial
para convocar, adjudicar y formalizar com-
Su pobre paso por
–Ya me encargaron el proyecto. Ojalá
salga al primer intento. Es parte de lo mis-
mo. Hay que tener claridad. Lo que no se
mide no existe.
Ya tenemos unas ideas. La activación
física será el motor del país.
–¿Le tocará realizar el proyecto que Jor-
ge Valdano diseñó a petición de Peña Nie-
to que plantea, entre otras cosas, la crea-
ción de 32 centros de alto rendimiento?
–Al señor Valdano no tengo el gusto
de conocerlo. Tampoco sé en qué consis-
te su proyecto. En su discurso del domin-
go 2, cuando entregó el Premio Nacional
del Deporte, el presidente se refirió a esos
centros de alto rendimiento, pero hay que
ir más allá de esto. Hay que hacer un plan
nacional de infraestructura deportiva. Ne-
cesitamos saber dónde construir las uni-
dades deportivas y con qué propósito. En
esto intervienen los diputados, hay que
platicar con ellos.
–El Censo de Infraestructura Depor-
tiva indica que en México hay, por ejem-
plo, 470 pistas de atletismo para un depor-
te que desde 2004 no da una sola medalla.
En México se ha construido por construir,
y estamos llenos de instalaciones donde
no hay entrenadores, equipamiento ni di-
nero para el mantenimiento…
–Por eso se requiere el plan. Por eso
hay que recuperar los espacios depor-
tivos, porque no hay quien los opere ni
quien los mantenga.
–¿Ya sabe dónde están y cuáles son esos
2 mil 500 espacios y si se utilizarán para la
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 77
DEPORTES / POLÍ TI CA
promisos que iniciarán o continuarán en el
siguiente ejercicio fiscal”.
En particular, el medallista olímpico so-
licitó esa autorización para ejecutar las si-
guientes obras: rehabilitación de la Unidad
Cuauhtémoc, en Naucalpan de Juárez, con
un monto de 10 millones; rehabilitación del
Centro Ceremonial Otomí, en Temoaya, por
un monto de 1 millón 500 mil pesos, y reha-
bilitación del Centro de Desarrollo del De-
porte General Agustín Millán Vivero por un
monto de 5 millones de pesos.
Sin embargo, la petición tuvo un efecto
contrario. El 23 de marzo, González Salinas
notificó a Platas la negativa de la SHCP. Es-
ta dependencia argumentó que el ejecutor del
gasto deberá sujetarse a las disposiciones se-
ñaladas en la Ley Federal de Presupuesto y
Responsabilidad Hacendaria y su reglamento,
así como a las Reglas de Operación del Pro-
grama Deporte, publicadas en el Diario Oficial
de la Federación el 30 de diciembre de 2010.
“Razón por la cual me veo en la necesi-
dad de solicitarle lleve a cabo los trámites
necesarios para efectuar el reintegro de los
recursos otorgados, si éstos no cumplen
con las disposiciones anteriormente men-
cionadas”, sentenció González Salinas en la
comunicación enviada a Platas.
En sus dos gestiones –inconclusas por
cierto– al frente del Imcufide, Mena ha ren-
dido malas cuentas. Sin embargo, ha conta-
do con la mano benefactora del cacique del
deporte Mario Vázquez Raña, quien durante
los últimos tres sexenios ha dejado sentir su
poder e influencia para imponer a sus reco-
mendados en el instituto del deporte mexi-
quense. Cabe señalar que ninguno de sus
tres protegidos logró completar el periodo,
por diversos motivos, entre ellos irregulari-
dades, deudas por concepto de becas a los
deportistas, gastos no justificados y mane-
jos poco transparentes.
“Ahí te encargo a mi niño”, le dijo Váz-
quez Raña a Eruviel Ávila en cuanto éste lle-
gó a la gubernatura del estado.
–Sí, cómo no –respondió solícito el man-
datario mexiquense, cuentan sus allegados.
Como sea, el 18 de noviembre cumplió con
la encomienda al designar a Mena como ti-
tular del Imcufide.
Improvisaciones
El ahora titular de la Conade sucedió en el
cargo a Carlos Acra, quien asumió la direc-
ción del instituto en mayo de 2008, en sus-
titución del exmarchista Carlos Mercenario,
quien también llegó a ese organismo gracias
a Vázquez Raña, en plena gubernatura de
Enrique Peña Nieto. Mercenario dejó el car-
go en medio de fuertes sospechas de haber
incurrido en irregularidades y corruptelas.
“No se puede considerar a personas
que han tenido logros olímpicos o mundia-
les como dirigentes deportivos, ya que no
tienen la capacidad para manejarlo; piensan
que con una medalla olímpi-
ca pueden sacar adelante al
deporte. Esas personas son
ignorantes”, manifestó el ex-
director del Instituto Mexi-
quense de Cultura Física y
Deporte Crisóforo Zárate Ma-
chuca al referirse a Mena y
Mercenario en declaraciones
al portaldigital.com.mx el 16
de mayo de 2008.
“Es de risa. En la capi-
tal del Estado de México el
deporte sólo gira en torno
al Club Deportivo Toluca,
cuando existen otros depor-
tes a los que hay que poner-
les atención, además de que
es insuficiente la infraestruc-
tura con la que se cuenta”,
consideró.
Zárate Machuca, exfutbolista profesio-
nal que se coronó con los Diablos Rojos de
Toluca en la temporada 1967-1968, ha diri-
gido el Imcufide en un par de ocasiones. En
una de éstas relevó a Mena. Eran los tiem-
pos de Arturo Montiel, quien premió a Mena
con una notaría pública.
Como herencia de su gestión, Mena deja
al equipo profesional de baloncesto Gigan-
tes del Edomex (antes Volcanes), propiedad
del estado y administrado por el Imcufide.
Tiene su sede en Toluca y desde agosto pa-
sado compite en su primera temporada en
la Liga Nacional de Baloncesto Profesional
(LNBP) entre 16 contendientes.
Gigantes del Edomex, cuya franquicia
costó al estado alrededor de 5 millones de
pesos, sólo ha obtenido un par de triunfos
cuando ya se han disputado 29 jornadas de
las 30 de que consta la temporada regular.
Es el peor equipo del torneo y hasta el cie-
rre de esta edición sumaba 13 derrotas al
hilo. O
e| deporte de Edomex
DEPORTES / POLÍ TI CA
activación física o para alto rendimiento?
–No sé. Hay que conocer primero los
espacios. Ignoro si ya están identificados.
–Los diputados están a punto de eti-
quetar el dinero para la infraestructura en
sus estados y municipios. ¿Se repartirán
los recursos a discreción? ¿Cómo se evi-
tará la práctica de construir espacios sin
ton ni son?
–Es cosa de platicarlo con ellos.
–En muchos casos los diputados usan
la infraestructura deportiva para su luci-
miento político, para que la percepción
sea que hay una obra que ellos consiguie-
ron, pero no porque esas obras se necesi-
ten o hagan falta…
–Por eso la invitación debe ser mas
allá, puede haber intereses particulares,
pero ojalá que hagamos lo que más con-
venga al país.
–¿Está de acuerdo en concesionar las
instalaciones deportivas públicas a em-
presas privadas? El argumento que se
esgrime para ello es que los gobiernos
son incompetentes para operarlas…
–Insisto en que muchas de las insta-
laciones públicas no se utilizan y ya es-
tán construidas. La inversión ya está he-
cha y están abandonadas. Lo primero
que debe hacerse es hablar con la comu-
nidad y hacerle ver a la gente que velar
por esas instalaciones es como cuidar su
casa. Ahora vemos espacios abandona-
dos, llenos de hierba, que se están ca-
yendo y a eso hay que sumar el tema de
la inseguridad. O
A
g
e
n
c
i
a

M
V
T
Noviembre de 2011. Toma de protesta
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
78

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012
quebranta |eyes
Una ley que
vas nacionales que participan en
eventos internacionales, como Jue-
gos Centroamericanos, Juegos Pana-
mericanos y Olímpicos.
La actual Ley de Cultura Física y De-
porte establece que esas facultades les
corresponden, conjuntamente, a los tres
organismos rectores del deporte aficiona-
do: la Conade, la Codeme y el propio COM.
Sin embargo, la iniciativa de ley, en la
fracción VI del artículo 22, relativo a las
atribuciones y obligaciones de la Conade,
plantea que a esta comisión le correspon-
derá: “Establecer los lineamientos para la
participación de los deportistas en cual-
quier clase de competencias nacionales
e internacionales, sin contravenir lo dis-
puesto por las reglas internacionales. Tra-
tándose de competencias internaciona-
les, se considerará la opinión del COM o
del Copame (Comité Paralímpico Mexica-
no), según el caso”.
En el borrador de la iniciativa se inclu-
yen elementos que transgreden y vulne-
ran la conformación institucional del de-
porte nacional, pues omite sin respaldo ni
sustento a la Codeme. De este organismo
se ocupa en el artículo 3, para definir a es-
ta asociación civil, pero lo ignora en el res-
to del proyecto. En consecuencia, la borra
de golpe y sin justificación de la estruc-
tura nacional del deporte, en el que esta
asociación civil tiene presencia desde ha-
ce 80 años.
Engendro jurídico
El proyecto de la nueva Ley del Deporte le
otorga al COM una amplia gama de facul-
tades y atribuciones. Pretende extender
hasta límites insospechados el margen de
acción y poder de decisión de esta enti-
dad. Además, le impone a la Conade la en-
trega de recursos del erario al Comité.
De aprobarse la ley, todas las faculta-
des de la Codeme pasarán directamente a
la Conade, entre éstas las siguientes: “Vi-
gilar y asegurar que la elección de los ór-
ganos directivos de las asociaciones y/o
federaciones deportivas nacionales se
realice con estricto cumplimiento de las
disposiciones estatutarias y legales apli-
cables; para tal efecto, la Conade integrará
un órgano colegiado que tendrá como ob-
jeto vigilar y garantizar los procesos inter-
nos de elección de las asociaciones y/o fe-
deraciones deportivas nacionales”.
Así se indica en la fracción XX del ar-
tículo 22, referente a las atribuciones y
obligaciones de la referida comisión. De
esta manera, las asociaciones quedarían
a la deriva sin una representación para la
defensa de sus intereses.
Aún más. En su proyecto, que ya hi-
zo circular entre sus compañeros legisla-
RAÚL OCHOA
M
ediante una iniciativa
que contraviene dispo-
siciones constituciona-
les y leyes secundarias
que violentan garan-
tías conferidas a parti-
culares y quebrantan ordenamientos de
la Administración Pública Federal, el pre-
sidente de la Comisión de Juventud y De-
porte de la Cámara de Diputados, Felipe El
Tibio Muñoz, pretende imponer una nueva
Ley de Cultura Física y Deporte.
Con este nuevo ordenamiento Muñoz
se propone eliminar a dos instituciones
que le han propinado reveses importan-
tes: la Confederación Deportiva Mexicana
(Codeme), dirigida por su acérrimo rival
Alonso Pérez González, así como la Comi-
sión de Apelación y Arbitraje del Deporte
(CAAD), considerada el máximo tribunal
de justicia deportiva en el país. Esta últi-
ma se convertiría en una Comisión de Jus-
ticia Deportiva.
Cuando Muñoz presidió la Codeme, en
el sexenio de Ernesto Zedillo, enfrentó pro-
blemas de índole administrativa que deri-
De acuerdo con las directrices de Mario vázquez Raña, su
pupilo Felipe El Tibio Muñoz, presidente de la Comisión de
Juventud y Deporte de la Cámara de Diputados, presentó una
iniciativa de ley que pretende apoderarse de cualquier instan-
cia que le haga sombra al Comité Olimpico Mexicano (COMj,
en su propósito por adueñarse del deporte en México. Esta es
la opinión del titular de la Codeme, Alonso Pérez, quien anuncia
que dará la batalla legal para impedir que la mafia del comité se
salga con la suya.
varon en dos inhabilitaciones por parte de
la Secretaría de la Función Pública, que aún
se mantienen vigentes. Esto puede cons-
tatarse en el portal de esta dependencia,
dentro del Registro de Servidores Públicos
Sancionados.
El proyecto de iniciativa de ley propo-
ne que la Codeme sea sustituida por el Ór-
gano de Vigilancia, Control y Evaluación
de la Comisión Nacional de Cultura Física
y Deporte (Conade). Esta entidad supervi-
sará el cumplimiento de las disposiciones
legales, así como de las reglamentarias,
administrativas y de política general y
sectorial que emita el Ejecutivo federal
o sus dependencias. También cuidará la
instrumentación y funcionamiento de los
sistemas de programación y presupues-
to de la Conade, a fin de que este organis-
mo conduzca sus actividades conforme al
programa sectorial correspondiente, en-
tre otras atribuciones.
En la propuesta impulsada por Mu-
ñoz se plantea que desaparezca la llama-
da Comisión Tripartita, entidad que tra-
dicionalmente le ha resultado molesta al
COM y a la que se le impide participar en
la integración de las delegaciones deporti-
Benjamín Flores
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 79
DEPORTES / POLÍ TI CA DEPORTES / POLÍ TI CA
dores, El Tibio le otorga atribuciones y fa-
cultades al Comité Paralímpico Mexicano
(Copame) en el Sistema Nacional del De-
porte (Sinade), pero no lo considera, como
sí lo hace con el COM, para el otorgamien-
to de recursos por parte de la Conade.
Además, en la iniciativa se indica que
las comisiones de Juventud y Deporte del
Poder Legislativo –tanto de la Cámara de
Diputados como del Senado– se integra-
rán al Sinade.
El proyecto de iniciativa de ley, que
consta de 67 hojas, es amplio y ambicioso.
Sin embargo, en su afán expansivo invade
atribuciones y contraviene numerosos or-
denamientos jurídicos, lo cual la torna del
todo improcedente.
A continuación, algunos ejemplos:
Las fracciones VIII, IX y X del artículo 2
de la iniciativa establecen que una de las
finalidades de la ley y su reglamento con-
siste, entre otros puntos, en “regular y es-
tablecer con la SHCP la inversión pública
y privada en el territorio nacional a través
de programas financieros que exenten el
pago de impuestos y prediales en centros
y escuelas de actividades preponderante-
mente dedicadas al esparcimiento del de-
porte”. Lo anterior no es materia ni atribu-
ción de la Ley del Deporte ni de la Conade.
La fracción IX indica que se deberán
“establecer lineamientos preventivos y
correctivos contra personas que inciten
a la violencia, drogadicción, alcoholismo
y pandillerismo para prever riesgos en la
práctica de las actividades de cultura fí-
sica y deporte”. No obstante, estas atribu-
ciones le corresponden al Código Penal y a
la Ley de Salud.
En síntesis, la iniciativa promovida por
Felipe Muñoz es contradictoria de un ar-
tículo a otro, y en general contraviene la
autonomía estatal y las leyes en materia
deportiva de cada entidad. Es el caso de
los artículos 25, 26, 27, 28 y 29, en específi-
co para la regulación de la educación físi-
ca, la cual es materia de la Ley General de
Educación, conforme lo establece la pro-
pia Ley Orgánica de la Administración Pú-
blica Federal.
Como sea, este proyecto de ley pro-
puesto por Muñoz a menos de un mes de
que asumió la presidencia de la Comisión
de Juventud y Deporte de la Cámara de
Diputados causó gran revuelo en la cúpu-
la de la Codeme, cuyo presidente, Alon-
so Pérez, reunió a su equipo de abogados
el jueves 22.
Incluso, la misma Codeme define la
propuesta del Tibio como una maniobra
orientada a tomar “el poder en el deporte
nacional, tan añorado por el tutor de Mu-
ñoz, Mario Vázquez Raña. Pero, ¿qué ha
hecho en realidad Mario Vázquez por el
deporte nacional? Ni con sus cargos inter-
nacionales ayudó al deporte de México, y
ahora que esta actividad viene en ascenso
después de los buenos resultados de los
ciclos olímpicos, quiere hacer del depor-
te su beneficio personal”, arremete Pérez.
La voz de| amo
El titular de laCodeme avala el texto pu-
blicado por la reportera Beatriz Pereyra en
Apro, la agencia de Proceso, el lunes 12. En
éste se refiere a que el pasado 27 de sep-
tiembre Vázquez Raña, conocido cacique
del deporte nacional, reunió a todos los
miembros permanentes y federados del
COM en las instalaciones de la Organiza-
ción Editorial Mexicana (OEM), en una co-
mida en la que dio muestras de su gran
poder.
Dice Pérez que ante sus invitados “Ma-
rio Vázquez dejó en claro que él es el único
jefe del deporte nacional y que no recibe
órdenes de nadie. Empezó a mover todas
sus fichas, regañó a Felipe Muñoz, le or-
denó que renunciara al Comité Olímpico
Mexicano y ahí mismo anunció a su su-
cesor (Carlos Padilla). Incluso, aseguró que
en su mesa estaba el nuevo presidente de
la Conade, y anticipó que El Tibio Muñoz
elaboraría una nueva ley del deporte.
“De ahí viene todo. Pero este alarde
de Mario Vázquez fue, asimismo, una fal-
ta de respeto al presidente electo, porque
el señor repartió cargos antes que el pro-
pio Enrique Peña Nieto recibiera del tribu-
nal electoral la certificación de presiden-
te electo.”
De acuerdo con el responsable de la Co-
deme, Felipe Muñoz “llegó a estas instan-
cias gracias a lustrarle los zapatos y arras-
trarse a todo lo que ordene su tutor, y tan
pronto como llegó a la Cámara de Dipu-
tados lo primero que hizo fue elaborar una
iniciativa de proyecto de ley en la que le re-
sulta fácil desaparecer a una institución
con 80 años de tradición que ha servido al
deporte mexicano, como la Codeme”.
Y abunda: “Lo peor es que el señor fue
presidente de la Codeme, ¿Por qué no la
desapareció cuando la presidía? Aunque en
realidad casi acabó con ella porque la sa-
queó; desvió fondos y fue destituido. Ape-
nas libró la cárcel. Lo perdonaron por tra-
tarse de un medallista olímpico y por la
defensa que hizo de él su patrón, Mario
Vázquez. Sólo lo inhabilitaron 15 años pa-
ra ejercer cargo público. Su sanción está vi-
gente, según se consigna en el portal de la
Secretaría de la Función Pública”.
En una nueva ofensiva, Pérez afirma
que con ese proyecto de ley Muñoz sólo
busca el interés personal de su principal
benefactor, “aun en contra de una insti-
tución a la que dejó en ruinas. Además,
promovió seis amparos contra la Ley Ge-
neral de Cultura Física y Deporte y todos
los perdió. Quiere decir que el Poder Judi-
cial de la federación reconoce que la ley
está bien, que no hay justificación para
extinguirla. Sin embargo, Muñoz sólo res-
ponde al interés de la gavilla del COM. Ya
tienen al presidente del Comité Olímpi-
co Mexicano y al titular de la Comisión
del Deporte de la Cámara de Diputados, y
ahora intentan imponer al nuevo respon-
sable de la Conade”.
Reconoce que Muñoz busca venganza
y comenta que en lo sucesivo su asocia-
ción civil puede ser el blanco de una cam-
paña negativa, pero apela a la cordura y
buen juicio de los legisladores:
“No creo que sean tan tontos y se de-
jen engañar por un tipo que llegó al po-
der gracias a bolearle los zapatos a Mario
Vázquez, quien a su vez engañó a Manlio
Fabio Beltrones para designarlo presiden-
te de la Comisión de Juventud y Deporte
de la Cámara de Diputados. No se vale que
involucre a diputados y senadores, que sí
son auténticos legisladores.”
–¿Le inquieta la iniciativa promovida
por Felipe Muñoz? –se le pregunta.
–En absoluto, porque no creo que en-
gañe a los diputados, ni siquiera a los de la
Comisión de Juventud y Deporte que de-
ben analizar el proyecto. Por fortuna en
esta instancia hay gente muy valiosa que
no va a enredarse en un asunto personal
de su presidente, en perjuicio del depor-
te nacional.
Y adelanta que en la Codeme busca-
rán “por todos los medios desenmascarar
a esos sujetos que sólo piensan adueñarse
del deporte. Por eso le dan todo el poder a
la Conade en esta iniciativa de ley y le qui-
tan a la Codeme todas las asociaciones a
las que ayudamos y que son de interés pú-
blico para el gobierno. Todo ello porque un
señor tiene represalias contra la Codeme,
después que lo castigaron por ser mal pre-
sidente y saquear las arcas de esta asocia-
ción civil”.
–¿En manos de quién estará el presen-
te y futuro del deporte nacional?
–En manos de alguien que fue inhabi-
litado por desviar fondos de la Codeme. Y
ahora, lleno de rencores, se va en contra
esta asociación civil, que lo único que hizo
fue aplicarle una auditoría que arrojó to-
da la porquería que él mismo propició du-
rante seis años en que Mario Vázquez lo
apoyó durante todo el gobierno de Zedillo.
“En este momento el deporte nacio-
nal es muy importante. Tanto así que los
diputados que forman parte de la Comi-
sión de Juventud y Deporte, así como los
senadores, no pueden por ningún motivo
dejar que pase esta iniciativa de ley, sin
antes leerla, estudiarla y consultarla con
los actores del deporte”, remata. O
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
80

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012

Del magistrado Ojeda Bohórquez
Señor director:
P
or mi propio derecho y bajo mi responsa-
bilidad, por este conducto quiero aclarar
la nota titulada Todo huele mal… de la revista
Proceso número 1790 (20 de febrero de 2011),
donde los señores Jorge Carrasco y Homero
Campa, sin sustento y fundamento alguno,
mencionan que el suscrito y mis compañeros
magistrados que integran el Séptimo Tribunal
Colegiado en Materia Penal del Primer Circuito
asistimos a una reunión con el licenciado
Roberto Gil Zuarth, el ministro Guillermo Ortiz
Mayagoitia y el actual presidente de la Suprema
Corte de Justicia de la Nación, Juan Silva Meza,
antes de sesionar el asunto D.P. 423/2010, re-
lativo al amparo negado a Florence M. Louise
Cassez Crepin. Al respecto, quiero manifestarle
públicamente que niego categóricamente que
haya existido esa reunión.
Similar carta fue remitida a usted el 23 de
febrero de 2011, vía correo electrónico, y nunca
fue publicada, por lo que, por este medio, pido
se publique la presente carta, con fundamento
en el artículo 6 de la Constitución Política de los
Estados Unidos Mexicanos y el 27 de la Ley sobre
Delitos de Imprenta, a fin de reparar el daño que
se causa y se sigue causando a la institución para
la que sirvo, Poder Judicial de la Federación y
Séptimo Tribunal Colegiado en Materia Penal del
Primer Circuito, y en último término a mi persona,
por tal información, puesto que soy, siempre he
sido y seguiré siendo un juez independiente, y
ésta constituye una infamia y una falacia.
Atentamente
Doctor Ricardo Ojeda Bohórquez
Magistrado de Circuito
Respuesta de los reporteros
Señor director:
L
os reporteros consultaron por separado a
fuentes judiciales y diplomáticas, las cuales
confirmaron en aquel momento la existencia de la
reunión a la que se refiere el magistrado Ricardo
Ojeda Bohórquez. Las fuentes pidieron no ser
citadas por su nombre.
No obstante, en la nota se incluyen las ver-
siones de los ministros de la Suprema Corte de
Justicia de la Nación Guillermo Ortiz Mayagoitia
y Juan Silva Meza, quienes, a través de la
Dirección de Comunicación Social de la propia
Corte, negaron haber tenido “cualquier tipo de
reuniones” con el gobierno de Felipe Calderón
para tratar el caso de Florence Cassez.
El mismo texto contiene una entrevista con
el magistrado Ojeda Bohórquez en la que ofrece
sus argumentos sobre el caso Cassez.
No existe, por tanto, dolo o intención alguna
de difundir “una infamia y una falacia”, como afir-
ma el magistrado en su misiva.
Finalmente, en este semanario no se recibió
la carta que Ojeda Bohórquez dice haber enviado
en febrero de 2011.
Atentamente
Homero Campa y Jorge Carrasco
Sobre Legalizar ya
Señor director:
S
obre el artículo Legalizar ya, de Sabina
Berman (Proceso 1883), cabe mencionar
que la parcial legitimación de la mariguana en
Estados Unidos, que ella menciona, amerita
analizar cuidadosamente el impacto que tendrán
esas acciones en el país, así como las estrategias
que se aplicarán para atender el narcotráfico; sin
olvidar que la legalización de esa hierba fue una
propuesta objetada inclusive por la Organización
de las Naciones Unidas.
La mariguana no es dañina porque esté pro-
hibida, está prohibida porque es dañina.
La guerra contra las drogas en Estados
Unidos no fue producto de un presidente rígido,
como expone Sabina Berman, sino de los des-
cubrimientos sobre las repercusiones nocivas
de esas sustancias. Es cierto que la legalización
total de la planta generaría ahorros en gastos
carcelarios, los que serían mayores si también se
legalizara el robo o el secuestro, o bien, si ya no
se persiguiera a secuestradores (o a narcotrafi-
cantes, como ella manifiesta).
 Es francamente inadmisible su razonamiento
de exportar ese producto. De manera irónica
podría decirse que es preferible hacerlo con el
peyote, cuyo nombre deriva de nuestro origen
prehispánico.
Si a los traficantes de drogas se les dejara
eventualmente sin negocio por esa medida le-
gislativa, es ilógico suponer que se ocuparían de
una actividad lícita; ofrecerían su producto a
conductores de vehículos de transporte público,
a menores de edad y a otros sectores a los que
se limitara la compra o uso de esa planta. Por
otro lado, su libre circulación, aun reglamentada,
aumentaría su consumo. Un sinnúmero de es-
tudios –que resultaría imposible detallar– avalan
esta afirmación.
 Expreso las dudas que formula el doctor
Rafael Velasco Fernández en uno de sus textos
sobre este tema. De darse la legalización, pre-
gunta: ¿quiénes podrían recurrir a la mariguana?,
¿cuándo y dónde estaría permitido su consumo?,
¿qué institución regularía su uso y cuál aplicaría
las sanciones, o acaso no las habría?
Por último, tómese en cuenta que naciones
que han adoptado posturas de consumo contro-
Acerca de Todo huele mal...
De Rubén Mares Gallardo
Señor director:
L
a portada de Proceso 1883, del 3 de di-
ciembre, lleva el título El retorno del PRI,
y la imagen es evidentemente de represión
política. La represión de ese día me llevó de in-
mediato a la imagen de la portada de Proceso
1235, del 4 de julio del año 2000, en la que se
presentaban un ataúd envuelto en los símbolos
del tricolor y la pregunta: Y ahora qué.
La reunión holográfica de tales
imágenes me llevó
a la interrogante:
¿Por qué resucitó
el dinosáurico
PRI? Un PRI que
debe mucho a la
nación: la matanza
de sinarquistas en
León, Guanajuato;
Tlatelolco, el 10 de
junio, la guerra su-
cia, Acteal, Tijuana,
Aguas Blancas,
Atenco y, ahora, la
Ciudad de México el
1 de diciembre. ¿Por
qué?
Es simple la res-
puesta: la incapacidad
de Vicente Fox y de
Felipe Calderón para cambiar de raíz el corrup-
to sistema político mexicano, y en el caso del
segundo, el abandono de la abanderada de su
propio partido. El PRI estaba vencido: obtuvo
el tercer lugar en la contienda presidencial del
2006, y resucita haciendo lo que sabe hacer:
reprimir.
Fervientemente deseo que los mexicanos
del futuro no tengan que soportar en su cuerpo
y alma este PRI que inicia como lo ilustra la por-
tada de Proceso, como lo ha hecho siempre:
reprimiendo.
Atentamente
Doctor Rubén Mares Gallardo
Escuela Superior de Física y
Matemáticas-IPN
En torno a dos portadas de Proceso
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2
PALABRA DE LECTOR

1884 / 9 DE DICIEMBRE DE 2012 81
lado están dando marcha atrás por los resultados
desfavorables de esas decisiones.
Atentamente
Psicólogo Carlos Hiram Culebro Sosa
Girasol 425
Fraccionamiento Monte Azul
Tuxtla Gutiérrez, Chiapas
carloshiram9@hotmail.com
Respuesta de Sabina Berman
Señor director:
L
e agradeceré publicar la presente respuesta.
Estimado psicólogo Carlos Hiriam: Es
claro que debemos debatir la legalización de
una planta cuyo cultivo y comercio ha trastor-
nado nuestra vida nacional. Sin embargo, leo
con cuidado sus razones para no hacerlo y las
encuentro, con sinceridad, débiles, y dispersas
en distintas categorías de realidad, y con el único
denominador común de desembocar otra vez en
el NO, no legalicemos, no cambiemos, espere-
mos mejores resultados no cambiando nada.
Como psicólogo usted sabe que esa es
una de las definiciones de la neurosis. La
esperanza de que los resultados cambien sin
cambiar las conductas que los ocasionan.
La mariguana no es dañina de forma abso-
luta. Lo es únicamente cuando es consumida
adictivamente. Como el alcohol. Como el cigarro.
Como los calmantes. Como la coca cola. Como
el azúcar. No sé si lo sabe, pero no hay registro
de un solo muerto por exceso de mariguana en
los hospitales del mundo.
Además, sus adictos no son violentos.
Precisamente los mariguanísimos destruyen sus
vidas porque caen en una pasividad lamentable, en
contraste con los adictos del alcohol, la coca o la
heroína, que sí pierden los inhibidores de la agresión.
Le diré qué es preocupante con los consu-
midores de mariguana: hoy para conseguirla en
México deben hacer citas clandestinas en luga-
res oscuros con dealers que a menudo también
los incitan a drogas duras y son parte del crimen
organizado. Legalizar también libraría a los jóve-
nes de frecuentar esos peligros.
El robo, el secuestro, el homicidio, la ex-
torsión, la trata de blancas: yo digo que son los
grandes crímenes que sí debemos atacar, con
cero tolerancia, porque causan daños directos y
tremendos a terceros. El que prende un chubi ¿a
quién daña? Aun concediéndole a usted que a él
mismo, lo seguro es que a nadie más. Otra razón
para legalizar la mariguana.
Los campesinos que cultivan mariguana lo
hacen porque ganan más que cultivando maíz o
forzados por los cárteles. Déles la tercera opción
de cultivar el cannabis legalmente y les dará una
forma de vida legal y digna. Otra razón para le-
galizar. Y no me parece ilógico que al separar la
mariguana del crimen, muchos narcotraficantes
elijan integrarse a la vida civil: la mariguana trata-
da como un cultivo de lujo, ahora y entonces les
dará más ingresos que esos crímenes.
¿Y por qué le parece inadmisible preparar-
nos para ser exportadores de mariguana? La cer-
veza estuvo vetada en EU y ahora les mandamos
Coronitas, y con orgullo.
Aprovecho para recordarle algunos usos be-
néficos de la mota. Remite los dolores de cabe-
za de la migraña. Detiene el avance del glauco-
ma. Alivia las náuseas asociadas al tratamiento
de quimioterapia. Abre los pulmones de los que
padecen enfisema. Despierta la imaginación.
Erotiza. Como sabían nuestras abuelas, en alco-
hol cura el dolor de la artritis y el reumatismo y
en pomada los granos de la piel. El cáñamo es
base de un papel de calidad equivalente al que
deriva de la madera.
¿Estoy afirmando que la mariguana es una
panacea? ¿Que legalizarla compondrá nuestro
mundo? Nada de eso. Estoy diciendo algo más
simple. No es Satán. Y satanizarla es el pecado.
No solamente nos ha llevado a una guerra, en el
futuro nos hará avergonzarnos de haber destrui-
do al país mientras ya se legaliza en el país del
norte. Ups, perdón por los tiempos gramaticales:
no describo el futuro, sino el presente: ya se está
legalizando en el país del norte.
Atentamente
Sabina Berman
5ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb25ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb25ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb25ec9d6b2feca2945c0f5a56d3729884716094cf65d644dc6d9fbdab07e4046e39aeb2

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful