Pastel de la Sociedad de Jóvenes

Preparación
Prepara una mesa con tazones para mezclar, cucharas, tazas medidoras, y todos los ingredientes medidos con anticipación. Tenga pan listo para hornear. Practica el mezclar los ingredientes y hablar al mismo tiempo. En un cuarto adjunto tenga un pastel ya horneado, decorado con todo y velitas. Tenga cerillos listos para encender las velitas. Use un mandil para la demostración, los hombres también podrían utilizar un sombrero de Chef.

Programa
¡Hola, qué tal! Estoy muy contento que hayan venido a visitarme. Pasen a mi cocina. Es mas agradable aquí adentro. ¡Podemos platicar un rato mientras preparo rápidamente un pastel! Es un pastel de Sociedad de Jóvenes Adventistas. Mi tía Bety lo hacía con frecuencia. Es realmente fácil de hacer.

3/4 de taza de azucar
Primero tomamos 3/4 de taza de azucar. ¿Recuerdan la antigua rima?: Carmesí es la rosa, azul la violeta, y dulce el azucar, ¡Así eres tu! El azucar representa al pueblo de Dios, tu y yo, los miembros de la Sociedad de Jóvenes. Si te ausentas, la Sociedad de Jóvenes no tendrá tan buen sabor como si tu hubieras estado. ¿Has visto alguna vez los cristales de azucar a través del microscopio? ¡Son hermosos! Sin embargo, te das cuenta que tienen muchos cantos filosos, y muchas esquinas. Esas esquinas filosas en el pueblo de Dios, a pesar de ser tan dulces, nos lastiman y nos irritan. El azucar se parece mucho a la arena. Puede atascar la delicada maquinaria. Eso es lo que sucede a menudo cuando muchos miembros dulces y agradables del pueblo de Dios se reunen. Nos lastimamos unos a otros con nuestras esquinas filosas, ¡y muy pronto surgen problemas!

1/4 de taza Aceite
El azucar debe ser mezclada con el aceite del Espíritu Santo si deseamos una Sociedad de Jóvenes que funcione con suavidad. ¡Qué diferentes son las cosas cuando él toma el control de nuestras vidas! Derrite nuestros ásperos contornos y nos une. El Espíritu Santo hace posible que amemos a aquellos que nos han hecho daño. El Espíritu Santo nos hace amigables y afectuosos con los extraños. Combina nuestras vidas en una maravillosa unidad. Demostremos ésta acción unificadora del Espíritu Santo esta tarde estrechando las manos de aquellos que están a nuestro alrededor dándoles la bienvenida a la Sociedad de Jóvenes. (Dé un tiempo apropiado para que la audiencia se salude).

1/2 taza de leche
Debemos añadir la leche una cucharada a la vez. En el Pastel de Sociedad de Jóvenes, la leche representa la leche espiritual de la Palabra de Dios. ¡Aquí es donde necesito que me ayuden! ¡Añadiré

una cucharada por cada promesa bíblica que ustedes citen! ¡Vamos! ¡Ayúdenme! (Dé tiempo para que la audiencia responda. Añada una cucharada de leche cada vez).

1 huevo, sin batir
En huevo es símbolo de vida, un símbolo de esperanza, porque a través de él nace una nueva generación. En nuestro pastel de Sociedad de Jóvenes, el huevo representa la vida eterna, la bendita esperanza. Sin esta esperanza ¿dónde estaríamos? Esta esperanza une la Sociedad de Jóvenes alrededor del mundo. ( En este momento tenga un testimonio de dos minutos de lo que esta bendita esperanza significa para usted, y tenga alguien listo para responder).

1 cucharadita de vainilla
Démosle sabor a nuestro pastel de Sociedad de Jóvenes cantando y alabando a Dios por lo que ha hecho. Cantaremos "A Dios sea la gloria" (Himnario Adventista, No. 341). Sin la música ¡qué insípida serían nuestras vidas!

2 1/2 cucharaditas de polvo de hornear
Jesús dijo, "El reino de los cielos es como la levadura que una mujer tomó, y escondió en tres medidas de harina" (Mateo 13:33). Es la levadura que hace que el pastel se esponje, y crezca. Así también, a través de la predicación del evangelio al mundo entero la iglesia crece. Seguramente no deseamos que el polvo de hornear de la misión quede fuera de nuestro pastel de la Sociedad de Sociedad de Jóvenes. __________________ compartirá con nosotros cómo esta levadura esta trabajando en ____________________ (comparta noticias de lo que jóvenes están realizando en la predicación del evangelio).

1 1/4 de harina cernida
La harina representa nuestras oraciones. No sabemos orar como debiéramos, pero el Espíritu Santo cierne, o criba, nuestras palabras para encontrar el verdadero deseo de nuestro corazón. (Cierna, o cribe, la harina en el cedazo mientras habla). Cierto día se escuchó a un muchachito, que apenas había empezado la escuela, orar de la siguiente maner: "ABCDEFGHIJKLMNÑOPQRSTUVWXYZ. Amén". "¿Qué tipo de oración es esa?" le preguntó quien lo escuchaba. "No se como orar," le respondió el pequeñito, "pero conozco el abecedario. Entonces se me ocurrió que si le daba a Dios el alfabeto, el podría hacer las palabras." Y eso es exáctamento lo que el Espíritu Santo hace por nosotros, como está registrado en Romanos 8:26: "Y de igual manera el Espíritu nos ayuda en nuestra debilidad; pues qué hemos de pedir como conviene, no lo sabemos, pero el Espíritu mismo intercede por nosotros con gemidos indecibles". La oración debe ser una parte de nuestra Sociedad de Jóvenes. Arrodillémonos mientras hacemos la oración. (Haga la oración).

1/2 cucharadita de sal
"Vosotros sois la sal de la tierra," dijo Jesús.

Ella representa los planes misioneros de nuestra Sociedad de Jóvenes: células evangelizadoras, estudios bíblicos, "La Voz de la Juventud", "Flores para tí mamá", "Operación bálsamo". A través de estos programas estamos ayudando a que muchos prueben y vean que el Señor es bueno.

Bata vigorosamente con una cuchara hasta que quede una pasta suave
La cuchara representa al Director de la Sociedad de Jóvenes. Su trabajo es mover a los santos, sacarlos de sus sillas, para que participen en los programas de la Sociedad de Jóvenes, y testifiquen para el Señor a través del evangelismo juvenil.

Unte la pasta sobre un molde para pan
Ahora vertiremos la pasta sobre el molde del Concilio de Jóvenes, y estará listo para el horno. El Concilio le da forma a todos los planes de la Sociedad de Jóvenes, así como el molde lo hace con el pan. Pero para que el molde cumpla su función debe ir engrasado y enharinado. Es decir, el concilio necesita ser lubricado con el poder del Espíritu Santo y, además, debe tener sus oraciones refinadas por el mismo Espíritu. Si el concilio no esta engrasado y enharinado por el Espíritu Santo y las oraciones no podrá cumplir su función. ¡Pero no se vayan! Estaré de regreso en un momento! (Lleve la pasta al salón adjunto, y regrese con el pastel terminado, con las velitas encendidas).

Pastel terminado
¡Aquí está! ¡El pastel de la Sociedad de Jóvenes! Hoy estamos celebrando el cumpleaños de las Sociedades de Jóvenes y todo lo que han significado para la iglesia a través de los años. Ha pasado mucho tiempo desde que Harry Fenner y Luther Warren organizaron en 1879 la primera Sociedad de Jóvenes en Hazelton, Michigan. En la actualidad existen miles de Sociedades de Jóvenes alrededor del mundo. Los directores preparan programas en muchos idiomas diferentes. Siento expectación para aquel glorioso sábado cuando realicemos nuestra Sociedad de Jóvenes en el cielo. ¿Y tú también?

Apague las velitas
Ahora, voy a pedirla a _______________ que pida un deseo y apague las velitas. Será un deseo especial para nuestra Sociedad de Jóvenes. ¡Bien! ¡Las apagaste todas! Ahora puedes decirnos cuál fue tu deseo (La persona deberá tener un deseo apropiado para su situación y necesidades locales. Por ejemplo: "Deseo que todos nos unamos para un reavivamientodurante el año", o que "todos terminemos el año bíblico", etc

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful