You are on page 1of 2

PRONUNCIAMIENTO EN FAVOR DEL CONSEJO ABIERTO Y EL COMUNAL A PROPOSITO DEL “ANTEPROYECTO DE LEY PARA LA RACIONALIZACIÓN Y SOSTENIBILIDAD DE LA ADMINISTRACIÓN LOCAL”

No ocultaremos, pues consideramos es de justicia, que este pronunciamiento reconoce su inspiración en la cosmovisión que de la sociedad rural popular tiene Félix Rodrigo Mora. Una modesta aportación a la épica defensa que de los aspectos positivos de aquélla hace de continuo en sus investigaciones, refrendadas por un escrupuloso respeto a la verdad. Su obra “Naturaleza, Ruralidad y Civilización”, cuya primera edición se remonta a la Primavera de 2008, es ya un hito en esa labor de divulgación y defensa que se prolongará en otros trabajos suyos veáse “La Democracia y el triunfo del Estado”; en “Defender el comunal frente a un nuevo proceso desamortizador”, en “Soberanía Alimentaria, Biodiversidad y Cultura”, nº 4; o en el artículo publicado en “La llamada del cuerno” “En defensa del Consejo Abierto y el Comunal”, entre otras-. Dicho lo anterior, entramos en materia señalando que de terminar aprobándose la “Ley para la Racionalización y Sostenibilidad de la Administración Local” (*), hoy en fase de anteproyecto, se habrá conformado un instrumento diseñado por el Estado español para la destrucción de las formas de Democracia directa que aunque sin la naturaleza de antaño aún perviven en aldeas, pedanías, parroquias etc... de la península ibérica “española”, así como para la privatización de las todavía importantes tierras comunales que gestionan. Pequeñas comunidades humanas -según los datos que se manejan son 3.720 en toda “España”- que por mor de las continuas regulaciones que las han desustanciado e incorporado a la órbita administrativa de los Ayuntamientos, fórmula uniformadora empleada por el Estado desde la promulgación de la Constitución de Cádiz de 1812, han devenido en las denominadas “entidades locales menores” que ven peligrar la pervivencia de su ya desustanciada realidad actual. Con la reforma, a estas ELM se las priva de personalidad jurídica e integra, por tanto, de manera forzada en la estructura de los Ayuntamientos. Ello significará la defunción de lo que ha pervivido desde hace más de un milenio del régimen asambleario en aquellos pequeños núcleos de población, la mercantilización de los todavía hoy 3,5 millones de has de terrenos comunales con las consecuencias medioambientales: principalmente el desarbolado previsible de dichas zonas con la desertificación, disminución de precipitaciones, pérdida de materia orgánica, reducción aún mayor de la biodiversidad, incremento de las plagas y males de la flora y la fauna, etc. que ello implica; y todo en aras de paliar la ruina en la que se encuentra sumidos aquellas estructuras de ámbito municipal, hiperendeudadas al igual que el resto de las del aparato estatal español. Quedando de manifiesto una vez más que el Estado no defiende el medio ambiente como intentan hacernos creer algunos paniaguados movimientos sociales: ecologistas implorantes de normas de “protección medioambiental”, la izquierda “anticapitalista” pro estatal, entre otros. Pero con todo, como señala Félix, “lo más importante es lo que todo ello significa como agresión al patrimonio inmaterial de nuestra sociedad rural popular tradicional, así como a la memoria de las generaciones de más edad y a la comprensión del pasado inmediato en las más jóvenes. Sin el comunal y el concejo abierto no podemos comprendernos, no podemos

proyectarnos sobre el futuro, no podemos establecer un programa de revolución integral ni realizarlo. Tampoco conseguiremos ser personas con arraigo y raíces, que saben de dónde vienen y se construyen a sí mismas.” Realizamos, en definitiva, un llamamiento para que se impliquen en la defensa del consejo abierto y el comunal. Será el pueblo, sus mujeres y hombres, quien descreído de las supuestas bondades del Estrado “central”, autonómico, provincial y municipal podrá con su lucha esforzada detener la destrucción de unas instituciones que forman parte de su patrimonio, material e inmaterial, ancestral. -----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------Nota (*) Una información reciente que da cuenta de esta problemática y en la que se refleja el comentario de algunos de los afectados salió en “El País.com” el pasado 25 de febrero con el titular “3.500 pedanías rurales desaparecerán con la reforma de los Ayuntamientos”.