You are on page 1of 50

SENTENCIA ORDINARIA NÚMERO 99-2013

TRIBUNAL PENAL DE J UICIO DEL SEGUNDO CIRCUITO J UDICIAL DE SAN
J OSE. Goicoechea, al ser las trece horas veinticinco minutos del cuatro de
marzo del dos mil trece.
Causa número 11-000023-0162-PE , seguida contra Nicolás Boeglin
Naumovi, cedula 125000062322, nació el 27-07-1978 en Lima Peru, casado
con Carmen Isabel Claramunt Garro, 2 hijas mayores de edad, profesor
universitario, consultor ocasional, doctor en derecho internacional, percibe un
salario aproximado de un millón de colones aproximadamente es variable, no
padece enfermedad física mental, no adicciones, vecino San Miguel de Santo
domingo de Heredia, costado norte de la iglesia, por el delito de difamación
de persona jurídica. Hemos intervenido en el debate como juez unipersonal
Adriana Tenorio J ara, como representante de la querella el Lic. J osé Luis
Ocampo Rojas, como representante de la empresa y actor civil Sebastián Ciro
Casas Zúñiga; y como defensores del señor Nicolás Boeglin los defensores Lic.
J orge Arturo Valverde Retana y Lic. Mario Peña Chacón.
RESULTANDO
PRIMERO: HECHOS DE LA QUERELLA Y LA ACCIÓN CIVIL
El querellado se desempeña como abogado y especialista en Derecho 1.
Internacional, y como experto que se dice, apareció emitiendo
comentarios en el contexto de esa producción que es un documental
que circulo al público en el Auditorio de la Facultad de Derecho de la
Universidad de Costa Rica, el día martes 14 de junio del 2011, y luego
participó en el Foro post presentación del documental de cita en ese
mismo lugar.
Mi representada conforma el proyecto denominado ´Crucitasµ en el 2.
sector de las Crucita en Cutris de San Carlos, que tenía como fin la
explotación minera.
No es secreto para nadie, que dicho proyecto ha topado con detractores, 3.
no obstante la posición siempre ha sido respetada por la empresa, sin
llegar más allá del despliegue de propaganda relativa a lo realizado y
pretendido
Para la fecha 14 de junio del 2011, en el auditorio de la Universidad de 4.
Costa Rica, se presentó el documental titulado ´EL ORO DE LOS
TONTOSµ con un foro de discusión posterior donde el DEMANDADO en
el documental se deja decir en forma irresponsable que:
-Boeglin- en el contexto del documental sobre el proyecto crucitas en
mención: ´En casación los papeles hablan y no hay manera de sustituir
esos papeles y los papeles dice que todo está completamente ilegal «µ
Luego agrega « ´este señor inversionista extranjero se burló, burló a las
autoridades, presentó datos por aquí, otros datos por allá y además hay
toda una confabulación, la palabra exacta es una orquestación de
voluntades que explica ese patrón de irregularidades por parte de las
autoridades estatalesµ y en el mismo hilo de pensamiento, agrega luego:
´Ellos cuentan con un aliado que es el propio Estado, que les sigue la
corriente a todo lo que ellos digan, o sea, no hay ninguna distancia por
parte del Estado, entonces imagínese hipotéticamente una empresa yendo
a arbitraje y que tiene que alegar y alegar frente a un Estado que está
arrodillado a todas sus voluntades «µ
Es decir que mi representada ha actuado ilegalmente, que nos hemos 5.
burlado de las autoridades costarricenses, que además se ha actuado en
contubernio con ellas, importan una falta total de mesura, revelando en
su contenido, como en el subjudice, el animus difamandi que hacen a la
esencia del delito, pues contienen suficiente poder ofensivo para
difamar y engañar al pueblo de Costa Rica, en forma canallesca a que
tenga una opinión indeseable, cuestionable y desfavorable a mi
representada.
SEGUNDO: REALIZACIÓN DEL J UICIO ORAL Y PÚBLICO: Los actos del
debate se llevaron a cabo los días 28 de febrero, 01 y 04 de marzo todos del
dos mil trece.
TERCERO: DICTADO DE LA SENTENCIA EN APEGO A LAS
PRESCRIPCIONES Y TÉRMINOS DE LEY: En el proceso se han observado
los procedimientos, formalidades y prescripciones de ley. La presente
sentencia se dicta dentro del término legal.
CONSIDERANDO
PRIMERO: SOBRE LAS EXCEPCIONES PREVIAS.
Al inicio del debate el abogado defensor del querellado interpone actividad
procesal defectuosa, protestando contra la querella pues considera que no
cumple con los requisitos del artículo 303 del código procesal penal pues no se
desprende del marco factico ninguna conducta delictiva, por lo cual considera
que hay un defecto absoluto y solicita la absolutoria de su defendido. La parte
querellante solicita se rechace alegando que la querella si cumple con los
requisitos de ley y que ya paso el filtro de un juez, que fue el que admitió la
querella. En razón de ser un tema de fondo se resuelve en este acto, pero en el
considerando de la fundamentación probatoria intelectiva.
SEGUNDO: FUNDAMENTACIÓN FÁCTICA. HECHOS PROBADOS y NO
PROBADOS
Con la prueba testimonial recibida en la audiencia oral y pública, consistente
en las declaraciones del querellado Nicolás Boeglin, quien al inicio del debate
se abstuvo de declarar, pero al terminar la recepción de la prueba rinde
declaración, los testigos de cargo, J uan Carlos Hernández Giménez y Ana
Lorena Bolaños Soto, así como el testigo de descargo, Pablo Ortega J iménez;
además de la prueba documental debidamente admitida e incorporada al
debate mediante lectura, consistente en: Documental "Oro de los Tontos" y
su respectivo DVD, cuya transcripción se encuentra de folios 11 a 27;
transcripción del Foro "Post Presentación del documental" de folios 28 a 36;
Personería jurídica de folio 4 y poder especial judicial; Impresión de la
sentencia del Tribunal contencioso administrativo en legajo separado, así como
su respaldo en formato DVD; Constancias de la Universidad de Costa Rica y
del Instituto Manuel María Peralta de folio 85 a 88; Impresiones de encuestas,
folios 62 a 78 y 79 a 82; certificación de juzgamientos del querellado constante
en el expediente virtual; así como la prueba admitida como prueba para mejor
resolver consistente en: Impresión de artículo de diario ElPaís.cr, titulado ´UCR
aclara sobre video El Oro de los tontosµ y Oficio R-7276-2012 de fecha 25 de
octubre del 2012 de la Universidad de Costa Rica, dirigido al Dr. J orge Lobo
Segura. NO SE LOGRA ACREDITAR QUE LOS HECHOS DE LA QUERELLA
SEAN CONSTITUTIVOS DE DELITO ALGUNO.
SEGUNDO: FUNDAMENTACIÓN PROBATORIA DESCRIPTIVA, BREVE
DESCRIPCIÓN DEL CONTENIDO DE LA PRUEBA EVACUADA EN EL
DEBATE.
A continuación y conforme lo exige el artículo 143 del Código Procesal
Penal, presentamos una breve y sucinta descripción del contenido de la
prueba testimonial recibida en juicio, conforme a los principios de la oralidad,
inmediatez y el contradictorio; declaraciones que pueden ser consultadas por
cualquier interesado, en el respaldo probatorio de grabación por audio y video
del juicio, es decir, en el respectivo DVD. Así tenemos las siguientes:
El querellado Nicolás Boeglin, luego de explicarle sobre su derecho de
abstención, decide declarar y refiere: ´Leyendo el texto de la querella hay un
desconocimiento de la querella sobre quien soy, yo estudie ciencias políticas,
sociología, luego me especialice el Instituto de estudios internacionales, y ahí
me especialice en una rama especifica dela vía internacional que coincide con
el derecho internacional público, la rama del derecho que se interesa por
relaciones entre estados, entre organizaciones internacionales y el estado y una
entidad infra estatal, llámese inversionista extranjero, entidad individual, yo no
soy abogado. Se confundió en algún momento cual es mi profesión, yo me
dedico a consultoría en materia de derecho internacional Público y solo en
derecho internacional público, el InstitutoInteramericano de Derechos Humanos
me pide que le ayude en un protocolo contra la Tortura, la UICL quiere
establecer unos parámetros sobre las reglas mínimas que deben respetar una
cuenca hidrográfica compartida, como el rio San J uan. Soy un profesor
universitario, soy investigador. Yo soy llamado como académico a dar o emitir
opiniones técnicas desde la perspectiva del derecho internacional público, soy
antes que nada un académico. Doy clases en la facultad de derecho de
derecho internacional público, y en el marco de la maestría del derecho
ambiental un curso de derecho internacional ambiental. Cuando recibo una
solicitud del consejo universitario de la UCR en noviembre del 2008 se me
solicita por pate del Consejo Universitario de la UCR se me solicita integrar una
comisión para analizar el proyecto minero crucitas, la integra un geógrafo
Rafael Arce, el director de la escuela de biología que es Gustavo Gutiérrez
Espeleta, un geólogo Dr. Astorga o un sociólogo Marina Sáenz, y abogado
Monestel, un politólogo Alberto Cortes, que es coordinador de esta comisión
Yamileth Astorga que es bióloga, una química, en total éramos doce, esos doce
constituimos una comisión nos pidieron desde nuestra perspectiva técnica sobre
el proyecto minero crucitas, desde la perspectiva del derecho internacional
público haga un estudio sobre las implicaciones que tiene un proyecto minero
que está muy cerca de la frontera con Nicaragua, lo hago de manera muy
natural. A partir de ahí de noviembre del 2008 es que el nombre mío empieza
circular sobre el tema de crucitas, empieza a circular en la medida que hay un
decreto de conveniencia nacional, cuando en febrero del 2011 Pablo Ortega me
llama me dice que quieren hacer, con la mayor naturalidad me dice que
hablemos. Yo soy muy amplio en mis respuestas y eso es inherente a cualquier
trabajo o documental no todo lo que digo se vierte sino que el realizador extrae
situaciones que el interesan en ningún momento aparecen en el documental las
preguntas que me hace Pablo Ortega, en ningún momento afirmo algo que sea
falso, todo lo que digo tengo conocimiento, al día de hoy mantengo lo que digo
no he dicho ninguna falsedad, el problema en este expediente no es la
empresa es el Estado, el mismo documental hace mofa del Estado no tanto de
la empresa y eso es algo que, el problema de Crucitas no son los canadienses
sino el Estado que nunca supo hacer la legislación conforme a derecho, yo muy
naturalmente expongo desde mi perspectiva que corresponde es necesario
aclarar de un ámbito muy específico del derecho internacional público que es
la relación entre le estado y un inversionista extranjero. Las preguntas que me
hace Pablo Ortega van en esa línea. Son tres frases que son objeto de esta
querella, la primera frase es cuando yo digo en el documental al explicarle a
Pablo cual es la diferencia entre la acusación a nivel penal y nivel contencioso
administrativo, los papelitos hablan y no hay manera de sustituir esos
papelitos y esos papelitos dice que eso esta completamente ilegal, porque yo me
tomo el atrevimiento de decir algo tan fuerte, estamos hablando de una
sentencia del contenciosos administrativo habiendo leída 4 veces estamos ante
una sentencia de lujo porque a los jueces no se les escapó absolutamente nada,
no hay como casarla y efectivamente en noviembre del 2001 le da la razón por
unanimidad los cinco magistrados ratifican esa sentencia. Cuando yo le
explico a Pablo esa diferencia, termino la explicación con esa idea cuando
digo la palabra completamente ilegales, me refiero a las misma palabras que
utiliza el Tribunal Contencioso Administrativo el considerando 33. Dice
textualmente no se puede invocar la seguridad jurídica por la inversión
extranjera para pretender mantener conductas administrativas completamente
ilegales, no me lo invento yo lo dice el Tribunal contenciosos administrativo.
Todo lo que yo he publicado es contra el Estado costarricense, y solo una vez el
ministro de ambiente fue el que me contestó un artículo, la empresa nunca me
pido o contra resto mis artículos. La segunda frase, es un pedazo de frase, este
señor se burló de las autoridades y la frase de orquestación de voluntades. Se
ven el documental la frase no empieza ahí en el folio 34 en la medida en que
cuando yo digo tenemos a un tribunal administrativo diciendo. Cuando uno
pone dos puntos y abre comillas es cuando se refiere a lo que dice un tercero,
en la querella los abogados de la Empersa me achacan el vocabulario burla,
tenemos a un tribunal administrativo diciendo y dos puntos, la palabra burla
aparece varias veces, proceder maliciosa dice varias veces. Ante la SETENA se
presentaron unos datos, y antes la sección de geología y minas se presentaron
otros datos, hay varias partes de la sentencia se habla de una actuación que
lesiona la inteligencia de este tribunal, los representantes estatales lesiona la
inteligencia, es muy fuerte y muy grave que un tribunal de la república se deje
decir eso. La frase que yo digo que es tenemos un tribunal administrativo
diciendo, lo de burla lo de presentar datos por aquí y por allá lo de
orquestación de voluntades es una referencia que hago yo a el vocabulario
utilizado por los tres jueces. La tercera frase que se me achaca es donde yo
digo le explico que pasaría en un arbitraje internacional, hay un gran temor de
muchos que ante la medida ante un arbitraje internacional que va a litigar
contra argumentar ante un estado arrodillado ante sus voluntades, desde el
2008, tenemos la impresión que hay un contubernio estado-empresa, la
presentación que hace don Roberto Dobles ante el plenario de la asamblea
legislativa parece un verdadero vocero de la empresa, lo que asistimos a la
inspección ocular de la sala constitucional vimos como entraron con los
magistrados, este contubernio lo detectó el tribunal administrativo donde se
recrimina la conducta cuestionada del representante del Estado, el procurador
general Mauricio Castro. No es Nicolás Boeglin que se ha sacado de la manga
las manifestaciones que uso, es porque yo tenía el respaldo de una señora
sentencia, porque no había como cuestionarla en la Sala Primera. Yo soy
académico. Otros profesores de la UCR zona llamado a opinar cuando las
autoridades dan actos que no tiene sustento técnico. Rechazo todos los cargos
de esta querella no creo haber incurrido en alguna falsedad, creo haber
permitido que algún sector de la sociedad costarricense que calmara la
actuación de las autoridades. La carta que se presentó ayer es una carta que
se manda con copia a mí no tengo otro original, que se manda a mi donde el
señor rector aclara cualquier duda en relación con ese documental que hay
sido cuestionado o no representativo de la Universidad de Costa Rica. Me doy
cuenta de que el documental es una mofa contra el estado costarricense cuando
lo veo por primera vez. Yo no diría que fueron sacadas de contexto, pero
evidentemente si comparamos los casi doce minutos de la entrevista que vimos
en esta sala y si los comparamos con los dos minutos y medio que es el tiempo
de palabra que tengo en ese documental, posiblemente uno por su formación
académica quiere que sea presentada de la forma más concreta posible, por el
tipo de pregunta que me hizo Pablo que exigieron de mi persona una
explicación de bastante basta. Me hubiere gustado que el tomara esta
distinción entre la casación en materia penal y al diferencia entre la materia
contencioso administrativo, 2 sentencias que fueron revisada por la Sala
Primera el margen es muy poco, me parece que esa parte de esa explicación
que yo doy aparece en ese contexto. Que yo sepa nadie de la empresa está
siendo investigado el tema de la sentencia contencioso administrativo es contra
el Estado. No tengo conocimiento de dadivas de la empresa hacia un miembro
del Estado. El documental habla de una donación de un señor canadiense que
resulta ser cercano a las industrias infinito, este señor entregó 250 mil dólares
a infinito, es de conocimiento notorio y público que la fundación recibió una
donación tanto es así que la fiscalía está investigando el caso, no conozco los
pormenores. Asistí ante audiencias en la corte Interamericana de Derechos
Humanos, en la audiencia de hoy, no tengo ninguna experiencia en el litigio a
nivel nacional, tal vez la confusión es porque aquí una persona que se gradúa
en derecho es abogado, en mi país es distinto, pues uno saca la licenciatura en
derecho y luego requiere cuatro años más para estudiar como abogado, a raíz
de este caso de crucitas investigue, leí sobre el funcionamiento de la Sala
Constitucional y el contencioso administrativo. Estoy a favor a de la minería a
cielo abierto siempre y cuando haya estudios de que va a ser contrario al
ambiente. El problema no es con la empresa industrias infinito, es el estado. El
tribunal contencioso administrativo habla de una orquestación de voluntades. El
documental exime al Estado costarricense en todo lo que aparecerá en un texto
de ley y es su tremenda maleabilidad a ciertos intereses, desde el punto de
vista académico es una forma de ofrecer criterio a una sociedad que está
buscando criterios. El grupo al que yo pertenecía que ustedes llaman los tres
mosqueteros ahí hay todas las disciplinas lo que nos mueve esa salir a
cuestionar públicamente afirmaciones y aseveraciones por parte del estado
costarricense que no tiene contexto legal. La sala constitucional no es un
tribunal técnico, en la sala no hay contrainterrogatorio, nadie lo va interrogar.
Hubo una declaración de la regente ambiental que duro 18 horas, vino
presentado por la empresa y tuvo que someterse a un extenso
contrainterrogatorio de la parte actora en este proceso, esto no sucede en la
sala constitucional. Yo soy académico yo doy mi opinión, lo que contesto lo
hago en base en el conocimiento que yo tengo no tengo que este exponiendo
una opinión. No se busca convencer a nada, se busca saber qué pasa si van a
un arbitraje que pasa si van a casación, se busca ofrecer criterios no
convencer. Propaganda es un esfuerzo como lo hizo la Empresa de convencer a
una población sobre el bien fundado de que se pretende. El documental lo que
hace es simplemente ofrecer criterios de un biólogo, un geólogo y mi persona
para que hablemos de biología geología y mi persona de derecho, no lo vería
como un esfuerzo propagandístico. Fue presentado 14 de junio del 2011 en el
auditorio de derecho, esa es la difusión que tiene el documental, la discusión
que tiene es muy limitada en relación con otros mecanismo de llega a un sin
número mayor de personas. La única parte que incluye propaganda es la de la
empresa lo demás es tomas de figuras públicas, lo demás es entrevistas
académicas, lo único propagandístico son los cortes de la empresa minera no le
veo más propagandístico que eso. En foros si he dado la misma visión de este
documental, la universidad para la paz me invitó en un foro que estuvo la
Empresa y el Estado, lo hicimos en el 2009 y en el 2010 en donde no llego el
Estado pero si la empresa, y en el 2011, en octubre del 2008 a octubre del
2010, perseguimos al estado. Me toco ser de los pocos de haber debatido fe tu a
tú con J uan Carlos Obando cuando era gerente de operaciones corporativas y
con el miso Señor Thomas. El documental me imagino que por los documentales
que ha hecho Pablo Ortega va hacia la sociedad costarricense, que la sociedad
costarricense que este tipo de cuestiones no son entre técnicos de la UCR, y la
mejor manera de llegar a la sociedad costarricense es a través del documental.
El consejo universitario de la UNA emite un pronunciamiento contra la empresa,
la UCR también, el ITCR también, los científicos de tres universidades públicas
cuestionan los criterios dados por diferentes técnicos que asesoran al estado
costarricense en este tema. Desde cuando se declaraba la minería de interés
nacional. La comisión del Consejo Universitario de Costa Rica, nos piden
elaborar ese informe y es presentado en mayo del 2009 y se invita a la
empresa que sea participe del debate, y el gerente de la Empresa Thomas dice
que por más objetivas que sean las conclusiones a las que llego la UCR no me
permiten el debate. Si me entere que habían presentado esa acción creo que en
noviembre del 2011. Ahí hay un problema muy serio entre dos entidades ente
la sala primera y la sala constitucional µ
El testigo J uan Carlos Hernández J iménez, cedula 1-666-336, abogado,
vecino de San Isidro de Heredia, quien debidamente juramentado ya advertido
de las consecuencias que implica el delito de falso testimonio declara: ´Yo soy
abogado independiente y he asesorado en el ejercicio de la profesión las
industrias infinito no tengo interés alguno. Algunas declaraciones que en forma
reitera él ha hecho en relación con el proyecto crucitas, entiendo que él ha
escrito varios artículos y ha dado varias charlas en la universidad de Costa
Rica sobre esto. Tengo entendido que si participó en un documental, es una
presentación en relación con el proyecto Crucitas y la visión que representan los
participantes en relación con él y posiciones que ellos mantiene, si vi el
documental es un posición muy contraria al proyecto crucitas y con elementos
que no son reales o verdaderos. Yo desde el inicio del los año 90 fui contratado
por una empresa que se dedicó a permisos de exploración, mi labor era
realizar todos los trámites correspondientes para desarrollar las actividades y
mantenerlos vigentes. Yo tuve relación con los funcionarios de ingeniería y
minas con lo que hoy es el SINAC con trámites en el Ministerio de Salud. La
mayor cantidad de permiso son tramitados por mi persona, están los del
Ministerio de Salud que eran tramitados por otro, el 90 % de los permisos los
tramite yo. Yo nunca en mi ejercicio profesional he pagado una dádiva a un
funcionario público. Yo participe como abogado de industrias infinito en un
contencioso administrativo que inició el 2008 que tenía como objeto anular
varios permisos y licencias que había recibido el proyecto crucitas para el
desarrollo, fue un proceso que duró como dos años, y el objeto del proceso fue
la anulación de actos administrativo, producto de ese proceso emitió una
sentencias donde anulo la mayor cantidad de actos administrativos y en una
parte de su sentencia plantea al ministerio público que se hiciera una
investigación contra algunos de los funcionarios públicos que habían
participado en la concesión de permisos, ningún funcionario de la empresa
industrias infinito ha sido llamado como testigo, La sentencia se interpone n
diciembre del 2012, nosotros interponemos un recurso de casación en enero del
2001, y en el mes de noviembre del 2001 presentamos una acción de
inconstitucionalidad en contra de la jurisprudencia de la Sala Segunda. La
Sala Constitucional conoció de 10 recurso de amparo que se interpusieron en el
2008 prácticamente contra los mismo actos administrativos que fueron objeto del
proceso contencioso administrativo, y en el año 2001, la sala constitucional
emite una sentencia declarando sin lugar los amparos y manteniendo los actos
administrativos. El tribunal contencioso desconoció el carácter de cosa juzgada
de la resolución del 2010. Yo firme la acción de inconstitucionalidad que se
presentó en noviembre del 2011. El proceso contencioso administrativo y el
recurso de amparo, ambos se refería a cuatro o tres actos administrativos la
concesión de explotación minera, el permiso de aprovechamiento forestal y el
decreto de conveniencia nacional que es requisito para el trámite de permisos
de aprovechamiento, se presente primero el amparo luego el contencioso, y se
suspende mientras al sala constitucional conocía de los recurso de amparo, la
tramitación de los recursos de amparo fue muy amplia, se realizó una vista, un
reconocimiento judicial, se aportaron una gran cantidad de pruebas tanto en
aspectos técnicos como legales y ese proceso termina en el 2001, cuando la
sala emite su sentencia, donde la sala constitucional analizó tanto aspectos
técnicos como legales respecto de dichos actos, inmediatamente que se conoce
la sentencia de la sala constitucional las partes del contencioso administrativo
y suspende el proyecto. Entiendo que las manifestaciones de Nicolás fueron
antes de la resolución de la sala primera, el señor Boeglin es especialista en
derecho internacional y le cuestionaba a la luz de los actos internacionales del
proyecto crucitas en relación con el tema ambiental, cuestionaba los permisos
que se habían dado, en esas manifestaciones si se hablaba de confabulación,
en el contexto en que estábamos meses antes había mucho cuestionamiento
sobre la forma que se otorgaron los últimos permisos, que fue el hecho que
desencadeno los recursos amparo y el contencioso, fue el permiso de
aprovechamiento forestal, para realizar ciertas obras del proyecto se requeriría
cortar parte del bosque, para desarrollar la actividad minera y para poder
hacerlo se requiere una declaración de conveniencia nacional, la compañía
cuando empieza a tramitar el primero de aprovechamiento forestal le indica a
los representantes dela rea de conservación Huetar norte que ya el proyecto
había sido declarado de conveniencia nacional, porque la actividad minera era
declarada de conveniencia nacional, pero ellos insistían que debía darse un
decreto ejecutivo para que se declare de conveniencia nacional, el área de
conservación hizo la consulta al departamento legal del SINAC, y mantuvieron
que no era necesario el decreto, los del área de conservación insisten en que
debe promulgarse el decreto, y así lo solicitan y lo promulga la administración
Arias, ello es lo que genera la discusión. La acción según lo manifestado por la
sala es que está en estudio. Cuando se avanzó en el proceso contencioso que
haba estado detenido mediante se tramitaba el amparo, nosotros hacemos una
defensa de cosa juzgada que fue rechazada en sentencia, presentamos
casación, y surgió una tesis en base a la jurisdicción constitucional que pueden
presentarse acciones contra la jurisprudencia de los tribunales, habían varias
sentencias de la Sala primera que ignoraban la capacidad de cosa juzgada de
las resoluciones de la Sala Constitucional. Soy abogado especialista en
derecho ambiental, que es a diferencia a nivel inconstitucional y a nivel legal,
existe o no una separación. La sentencia de la sala constitucional analizaba
aspectos técnicos y legales. El objetivo fue suspender la misión de la sala
primera par que la sala constitucional resolvería el punto. La casa Matriz de
industrias infinito es canadiense cuando enfrenta los el recursos de amparo
que fue un proceso de dos años, yo como asesor legal le manifestaba a la
compañía que la Sala Constitucional era de mayor jerarquía, yo le
manifestaba que era la última acción que se iba a poner en contra del
proyecto, la compañía ve que el máximo tribunal le dio la razón. Cuando salen
declaraciones donde se cuestiona el quehacer o el actuar de la compañía un
trámite que ha durado como 20 años y salen personas cuestionado la
honorabilidad de lo que hizo la empresa y viendo la sentencias de la sala
constitucional, es un golpe muy duro, los canadienses no podían entender eso,
yo no podía explicarle lo que estaba pasando. Causó mucho dolor mucha
indignación, el proyecto no nace de un día para otro, la inversión es millonaria,
no solo a los representantes sino a todo el personal que estábamos ahí. Cuando
se sataniza la actividad, uno es como mal visto, a uno lo perciben como
delincuente. La compañía con base a las disposiciones comerciales de Canadá
es publica, se inscribe en la bolsa y eso le permite vender acciones, los
inversionistas cuando compra acciones tienen una expectativa del proyecto,
cuando esa noticia sale a nivel de los inversionistas se produce una reacción e
inmediatamente hay una reacción, el perfil del proyecto empieza a bajar. El
señor Boeglin es un profesor en la Universidad la paz, él se presenta como un
experto en derecho internacional, y como un experto y profesor la mayoría de
las personas parten de que eso es cierto, por supuesto que las manifestaciones
tienen un impacto en las personas que lo escuchan. Para junio del 2011 todavía
se tenía una esperanza que el recurso de casación fuera dar un favorable a la
compañía por eso se seguía manteniendo una planilla de personal, no puedo
precisar un monto exacto podían haber unas 20 personas. A nivel individual, si
les puedo manifestar el ambiente general que hubo en relación con la empresa
para el persona que quiso salir del proyecto laborar en otros lugares, hubo un
sector del persona que quiso ubicarse en otro lugar cuando mencionaron
industria infinito. Se usó capital propio, para la inversión con un Banco
francés, pero con la resolución de la Sala Primera se suspendió todo. Para
efectos de la sentencia de la Sala Primera esta firme y está en proceso de
ejecución. Los recursos de amparo fueron Interpuestos por terceras personas en
contra de SETENA, de MINAE, en contra de la presidencia, básicamente fueran
contra instituciones públicas y la Sala Constitucional nos tomó como parte. Esta
acción está en estudio desde noviembre de 2011. Las manifestaciones refieren
en que la compañía tramitó sus actuaciones y la forma en que el gobierno
resolvió. El señor Boeglin tomo parte de un grupo de oposición al proyecto
formado por un grupo de diferentes especialista, él era el referente legal. El
como integrante de ese grupo, la gestión desarrollada por este grupo si influyo.
Fue posterior a la resolución del tribunal contencioso, y antes de la resolución
de la sala segunda. No preciso si el tema de las fechas fue objeto del
contencioso respecto al decreto de conveniencia nacional. La sentencia del
Tribunal contencioso lo plantea y deja una nebulosa en relación a la forma en
que los funcionarios públicos que tramitaron los permisos, esas palabras
exactas yo no lo puedo asegurar (orquestación de voluntades) producto de la
valoración que ellos hacen de los rusito de trámites legales administrativos en
base en los vicios que ellos se identificaron tuvieron que actuar con una
voluntad especifica de colaborar con la empresa transgrediendo todo el
ordenamiento. El tribunal en una parte de su sentencia habla de fraude de ley
para las motivaciones para anular los actos a requisitos y procedimientos que
establece cada legislación. Si se hicieron encuestas pero que fueron posteriores
a las presentaciones de las acciones legales. Fueron anteriores al fallo
contencioso. Lo que recuerdo de esta encuestas era que se analizó la opinión en
relación con el desarrollo de la actividad minera en costa rica, si estaban de
acuerdo o no con los impactos que se desarrollaba, no recuerdo si se hablaba
directamente con industrias infinito, si había otro proyecto minero que era Bella
Vista, años antes de todo el tema del proyecto crucitas bella sita tuvo un
accidente y ese accidente fue divulgado y se toma como parte de la actividad
minera, eso fue en el 2002, las encuestas tuvo que haber sido en el 2009 y en
el 2010. La opinión hacia la actividad minera era desfavorable en aquel
momento. Estas encuestas son anteriores a las manifestaciones objeto de este
proceso. Si invirtió recursos la empresa, pero explicando la actividad minera
como se desarrolla como tiene que ver con la vida cotidiana de todos nosotros.
La empresa que desarrollo industrias infinito era en relación para educar con
la minería. La sentencia del contencioso administrativa, si tuvo efecto en la
empresa, porque se partía que la sentencia de la sala constitucional tenia de
carácter de cosa juzgada, cuando sale la sentencia del contenciosos produce un
efecto negativo, se tuvo que parar el proyecto, y aunque quedaba la casación
eso genero incertidumbre para el inversionista y un perjuicio económico. Si
repercutió sobre el valor de las acciones de esta empresa, disminuyo el valor de
las acciones. A lo interno causo un impacto, no era de esperar. Integrantes
J orge lobo, Allan Astorga Yamileth Astorga y otra serie de profesionales que no
preciso, era un grupo sociales, el grupo más representativo era este que fue el
que se aglutino alrededor del proceso contencioso administrativo fue el más
representativo que hubo en contra del proyecto. Aprofas fue el que presentó la
demanda de gestión administrativa muchos de ellos fueron testigo en el proceso
contenciosoµ.
La testigo Ana Lorena Bolaños Soto, cedula de identidad 2-387-0980,
contadora pública, vecina de San J una Tibás, quien debidamente juramentada
y advertida de las consecuencias que implica el delito de falso testimonio
declara: ´Trabajo para Industrias Infinito, soy contadora, he vivido y he visto lo
que ha conllevado estos procesos en la empresa. Se comentaba siempre en la
empresa, que el señor Nicolás Boeglin hablaba un foro y que había un video
que inclusive ese video que todavía está en you tube, que pone en duda el
quehacer de la empresa. Tuve acceso al video en el 2011, pone en duda que
nosotros actuamos en forma ilegal que hicimos las cosas de una área extraña
dice que los papeles hablan se manifiesta en el video de los personajes de la
política costarricense, lo que más duele es que pone en tela de duda, y nos deja
como mal parados a los profesionales que estamos trabajando en la empresa,
se refiere a industrias infinito, y cuando yo me he presentado mis propios
colegas refieren que nosotros hemos actuado mal, excompañeros que en su
curriculum deben quitar industrias Infinito porque si no, no encuentra trabajo,
han puesto que trabajaban como consultores, porque nos tiene que marcar
nosotros no hemos hecho nada ilegal. Las funciones son de todo, recisión
contable, emisión de reportes financieros toda la parte de informes a casa
matriz, movimiento y control de los activos de la compañía, así como
salvaguardar recursos de la compañía, auditoría externa, y lo relacionado con
instituciones gubernamentales competentes, precisamente a nivel interno con
estas declaraciones donde se pone en duda nuestro quehacer diario yo
internamente he tenido que hacer gestiones a nuestros proveedores y darle
certeza que vamos a pagar, esa situación ha sido muy difícil he tenido que
implementar estrategias donde tenemos que cumplir pagos de contado, cuando
nos podrían dar crédito. Una cosa es la actividad y otra cosa es la empresa,
ese video sigue en you tube. Lo que sé es que el tribunal contencioso
administrativo a estas alturas no tengo conocimiento de que esas personas
tengan juicio o algunas situación legal por estar involucrados. No tengo bien
claro el cronograma de fecha, este video y todo y esta información que se da
cuando la sentencia no está en firme. Somos un grupo de trabajo que estamos
siendo afectados y que todavía estamos siendo afectados, una parte de los
permiso en la parte de ingenieros, tiene que tramitar todo lo que son permisos
con el colegio de ingenieros, otra área administrativa con la municipalidad, es
un grupo de trabaja con diferentes responsabilidades. El Lic. J uan Carlos
Hernández es el abogado de la compañía, es un asesor de compañía ayudaba
al equipo a ver de acuerdo a al s leyes que se tiene en el país y en la misma
SETENA, tiene que haber una persona que maneje la materia legal. Que yo
conozca nadie ha sido llamado de la empresa a rendir declaración en algún
proceso. No ha existido ningún pago a nadie para algún beneficio de la
empresa o concesión. Esta compañía tiene 17 años de estar operando en el
país, y durante ese tiempo hemos invertido cien millones de dólares. Hay un
momento en que financieramente con toda esta situación tenemos que tratar de
cumplir con situaciones y que tenemos que poner la cara pagar
anticipadamente para que la gente nos respete, para que la gente que nos da
los servicios de nosotros, financieramente hemos tenido que hacer flujos de caja
para pedir que confíen en nosotros, seguimos defendiendo el país y que
estamos cumpliendo con todo, la liquidez de la compañía ha tenido que ser más
expedita. Una cosa es minería y puede que estén en contra de la minería,
porque cuando se habla que nosotros hacemos ilegalmente a la gente hasta
que se vuelcan los ojos, yo soy una persona honesta, que es difícil es enfrentar
a personas colegas y compañeros que se quedan pensando entre lo que
escuchan y la forma de pensar de esa persona. Industria infinito que Infinito
Gold es la dueña que es una Empresa ubicada en Canadá ligada a la bolsa, y
como es una empresa pública cualquier persona puede entrar y ver el valor de
las acciones, le valor accionario ha caído; la razón ha sido sobre todo
credibilidad, la industria minera para desarrollar un proyecto minero es muy
caro, el hecho mismo que el calor accionario caiga pierde financiamiento. En
determinado momento trabajamos un grupo para buscar financiamiento para u
banco, con qué cara vamos a ir a buscar financiamiento si dicen que nosotros
hacemos las cosas ilegal, una compañía si no puede actuar, yo como
contadora publica me doy cuenta que hace las cosas ilegal o no le doy el
servicio o me pongo investigar. Esa actividad es una actividad e constantes
permisos, yo diría que desde que está en Costa Rica tiene que estar sacado
permisos constantemente, si hay otras industrias mineras en costa Rica, la
minería es popular en costa rica, pero la gente no ha logrado entender cuándo
se habla de minera lo que tiene en la extracción de oro, sin tener conocimiento
que la minera va mas allá, que el oro se emplea para muchas cosas que no
son joyas, constantemente utilizamos el oro. Conozco he viso el foro y el video.
Las palabras que el dice en el video el las puso en la empresa escrita, si no
me equivoco creo que fe en el periódico El país. La familia pregunta, que
porque Crucitas actúa ilegal, las cosas ahí no se han hecho ilegal Nuestra
actividad es minera, industrias infinito no pero en costa rica, no hizo minería
pero administrativamente es igual que otras empresas, lo único es que
industrias infinito no desarrolló ninguna operación. Operación Minera en Costa
Rica no tuvo. No sé si cuando se publicitó el video fueron personeros. J avier
Espieto, Alonso Chaves, entre otros, los bancos les niega tarjetas de crédito por
que trabajan en industria infinito. Yo considero que si ha sido irrespetado el
nombre de la empresa, porque nosotros hemos hecho las cosas de acuerdo a la
legislación costarricense, y por eso somos profesionales. Yo sé y le periódico lo
haba y hablan de sala cuarta de sala primera que fue algo que escuche hace
poquito, creo que lo que falta es un recurso en la sala cuarta. Si hubo un
recurso favorable. Tenemos más o menos un millón de dólares invertido en
tratar de explicarle a la gente que es la minería en costa rica, la gente tenga la
capacidad de decir que es esto. Si hemos invertido tiempo en limpiar la imagen
de la empresa. No conozco de manifestaciones anteriores del señor Boeglin lo
vi en el video en la empresa escrita pero después de o y antes de eso no.
Presentamos en la prensa algunas páginas sobre industrias infinito yo me
reuní con algunas personas para explicar que no estábamos haciendo nada
anómalas, si hemos gastado dinero, cuantifico cuanto exactamente hemos
gastado después del video, en campañas publicitarias en campañas que se da,
tal vez cien mil dólares o más. No hizo explotación minera porque todavía
faltaban permisos del gobierno, y la construcción todavía no estaba lista. Todos
los permisos estaban vigentes, cuando se hizo la auditoria yo lo explico,
teníamos el canon de explotación pago, no teníamos problema alguno ahí. Si
hubo repercusión por la sentencia, porque nosotros teníamos terminar la
construcción y ante tanta incertidumbre no teníamos terminada la construcción
de la mina como tal, es una inversión de 90 millones de dólares y sobre una
inversión de una planta quien va a querer invertir si hay incertidumbre. Creo
que es una situación de desconocimiento trasmitida a otras personas. Yo sé que
hay empresas que hicieron encuestas y no sé si universidades, posiblemente se
discutieron en el seno de la compañía pero no es mi área. Las encuestas están
basadas en la minería, y la situación de la minería relacionada con el
ambiente, no puedo decir que manipulación, en si la encuesta era sobre
minería. La compañía ha respetado la normativa ambiental, no era bosque lo
que se pretendía, se habla de bosque cuando en realidad no es un bosque.
Trabo en industria infinito desde el 10 de octubre del 2007. Creo que se dio en
la universidad de Costa Rica. Fue como del 2010, no sé cuánto fue la fecha de
la sentencia de la sala primera. En el video aparece el señor Boeglin, le señor
Lobo, aparecen ahí, este juez David Fallas del contencioso administrativo y un
monto de imágenes de altos jerarcas políticos. No sé si pertenecía algún tipo de
grupo. No conozco manifestaciones similares de otras personas. Ésta campaña
empieza como en el 2010, empieza antes del contencioso administrativo µ.
El testigo Pablo Ortega Rodríguez, cedula de identidad 1-810-894, profesor y
realizador audiovisual vecino de Barrio Dent, quien debidamente juramentado
y advertido de las consecuencias que implica el delito de falso testimonio
declara: ´Yo fui el director del documental, es producido por la universidad de
costa rica, por la unidad de vicerrectoría de acción social, en esta unidad yo
era director organizado cinematográfico, y era una unidad de servicio donde
recibimos solicitud de documentales videos etc, sobre temas que ellos les
interesaba. En cuando al génesis del documental el oro de los tontos procede
del Dr. Gustavo Gutiérrez Espeleta que el director de la escuela de biología, no
solicita el trabajo para ver el impacto de la minería en general, y sobre todo de
crucitas, El Dr. Boeglin obedeció a incluir una manifestación de carácter técnico
legal sobre el proyecto crucitas, después del contencioso administrativo,
básicamente sobre aspectos que se derivaban después del fallo contencioso
administrativo. El Dr. Boeglin es convocado a participar como entrevistado, no
es parte conformante de la producción del audiovisual, la entrevista la realice
yo personalmente se realizó dentro del campus de la UCR en la parte de atrás
de la facultad de derecho. Era parte de mi función como realizador
audiovisual, mi nombramiento como realizado audiovisual, está dentro de la
forma de docente. Yo soy el que diseño la estrategia general del video y por
supuesto diseño la lista de preguntas. En el caso concreto del Dr. Boeglin fue
miembro de una comisión que formo el consejo de la universidad de Costa Rica
que formó parte de un estudio del proyecto de la minería Crucitas. Uno siempre
considera una lista de varios profesionales, nos quedamos sencillamente con
una posición por la duración del video que era de treinta minutos, nos
quedamos con el criterio de un profesional en el tema, formo parte el Dr.
Astorga, analizó el impacto sobre los suelos, el Dr. Lobo, sobre el impacto a
nivel. El estreno ocurrió en el auditorio de la facultad de derecho, esto fe el 14
de julio del 2011, fue una actividad autorizada por la universidad costa rica, y
se diseñó con el logo de la vicerrectoría. Que yo recuerde lo contacte y le
comente los temas que me interesaba que hablaban y ya las preguntas se las
hice en el momento, el hizo cometarios sobre los temas legales y también sobre
la sentencia del contencioso administrativo, si tengo comentarios propios que
aparecen en el documental no como entrevistado sino como narrador, yo
manifesté comentarios que cuestionaban no tanto a la empresa si no a varios
agentes políticos, que participaron en los permisos, a mayor crítica del
documental está alineada hacia todos los permisos que se dieron para que esa
empresa trabajara. En ningún momento ningún rector una manifestación de
distanciamiento de lo que es documental, si existió una nota de la Dra. María
Pérez de la vicerrectoría, que de acuerdo con ella el documental no paso
algunos filtros. Lo que decía la doctora, yo no había sometido el documental a
una revisión final por parte del coordinador de la unidad, es uno de los tres
realizadores, el coordinador de la unidad, nuestra unidad producía videos a
partir de solicitudes se establecieron dos filtros antes de que salieran los videos
uno era la revisión del contenido, y los contenidos eran revisados por la unidad
solicitante en este caso la escuela de biología, se le presentó a un profesor de
la escuela y tuvimos la aprobación de la escuela de biología para su estreno,
el otros filtros es el del coordinador, que era Guisepe Cerotti, se daba la
facultad de que antes que se estrenara el hacía lo que básicamente se
consideraba una revisión técnica, más de la manera que se expresaba el
mensaje que de los contenidos del mensaje, no tenía ninguna prerrogativa sobre
los contenidos todos los contenidos que aparecen en el formato tienen la
aprobación de la UCR, el coordinador lo que tenía que ver es en revisión de
forma, el hacia una revisión de carácter estilístico técnico no contenidos, la nota
de María Pérez de que no pasó el filtro de los contenidos, no es cierto. Cuando
le tocaba al señor Cerotti, de una manera incomprensible no hace la revisión y
me manda de vacaciones de manera anticipada, yo cumplí mu función y
estuve dispuesto para que el señor Cerotti haga la revisión, él me manda de
vacaciones y yo desde mi punto de vista cumplí con todo lo que tenía que
cumplir. El filtro legal es optativo si la oficina solicitante lo requiere lo pasa a
la oficina jurídica, yo no tengo la potestad de enviar ninguna solicitud a la
universidad de costa rica, solo directores tiene esa potestad. Lo que ella
manifestó en un oficio de finales de agosto unos dos meses después de
estrenado el documental es que ella no se hacía responsable del contenido del
documental y que consideraba que no debía salir el sello dela vicerrectoría, no
por los contenidos sino porque no paso por el filtro del señor Cerotti. Dra. María
Pérez dice que el documental falló no por no pasar por el filtro jurídico sino
como por el filtro del coordinador. Se incorpora folio 30 reconoce el testigo como
parte de la narración propia. Yo no le pase el guion a la empresa. Tampoco las
manifestaciones a Nicolás Boeglin. El día del estreno estaba lleno el auditorio
entregamos unas cien copias, y por ello debió haber sido subido por alguien de
redes sociales. Quince días después de la presentación fui despedido, por parte
de la Dra., María Pérez, sin el debido proceso, apele el despido ante la rectoría
la cual acoge mi apelación y soy restituido en mi cargo de documentalista, se
me restituye en otro proyecto, pero que se llama laborador audiovisual
investigativo y seguimos producido videos de carácter critico ambiental. La nota
de despido dijo que ya no me necesitaba, para mi estaba muy claro que las
autoridades de la vicerrectoría de acción social, de alguna manera no querían
que yo siguiera trabajando en esa unidad, yo he presentado una demanda
contra la Dra. Pérez, el señor Cerotti y contra la rectora por acoso laboral. Que
yo recuerde en todos los aspectos técnico legales, el básicamente emitió su
opinión. Fue parte de una comisión formada por la universidad que participó
en el análisis de caso crucitas. Fueron parte de esta comisión del consejo
universitario sobre el proyecto no una organización privada. Yo lo que se dé el
que él es un experto legal en derecho internacional, y que conocía el caso
crucitas. Eso se realiza hacia febrero del 2011, y en esos momentos creo que
ya se ha puesto la casación, cuando hice la entrevista el tribunal contenciosos
administrativo ha fallado en contra de la empresa, y la empresa estaba
preparando un recurso de casación. Yo le había echado un vistazo de la
resolución, si tenía un buen conocimiento. Yo básicamente el que llevo una
lista de preguntas con los temas esenciales pero también promuevo que el
entrevistado se extienda más allá, dejo que pueda hablar más allá de lo que
pregunte. Que se haba dicho. No tengo un interés personal en contra de la
minería, no tengo una opinión favorable de industrias infinito. Recuerdo que
era artículo de semanario universidad y hablaba aspectos técnicos legales del
proyecto, no recuerdo nada personal lo que recuerdo eran manifestaciones de
carácter técnico legal. Un documental es un género cinematográfico, a
diferencia del cine de ficción el documental resalta una historia fundado en
hechos reales con los protagonistas originales y no actores sino como los
mismos. El documental identifica protagonistas de un evento real y para
criticarlo y sus eventos y conflictos, la propaganda es convencer a la audiencia
de una tesis, a veces se puede combinar. El oro de los tontos si pretendía
convencer, hay que distinguirlo del noticiario, que se da la noticia aspectos
objetivos. Se pudo haber comenzado a desarrollar desde el 2009 si tomamos en
cuenta investigación probablemente desde antes. Si fue en febrero del 2011
que contacte a don Nicolás si mal no recuerdo esa sentencia fue a finales del
2010. Era una comisión interdisciplinaria el consejo universitario en algún
momento señala la importancia de conocer el tema y convoca a expertos de
distintas áreas. La comisión debía tener unos tres años, probablemente se
formó en el 2008µ.
TERCERO: FUNDAMENTACIÓN PROBATORIA INTELECTIVA. ANÁLISIS
DE LOS HECHOS DE LA QUERELLA. DICTADO DE SENTENCIA
ABSOLUTORIA A FAVOR DEL QUERELLADO NICOLAS BOEGLIN.
De conformidad con la totalidad de la prueba testimonial y documental,
recibida en debate, siguiendo el debido proceso y la debida valoración de
acuerdo a las reglas de la sana critica, y en estricto apego del principio de
legalidad y el principio acusatorio que tutela nuestra Constitución y la ley,
esta juzgadora resuelve rechazar la querella, en virtud de que no describe
ninguna conducta delictiva, a lo que se suma que no se logra acreditar bajo
todo el elenco probatorio recibido en el debate los elementos objetivos y
subjetivos del tipo penal que se pretende atribuir, y por ello lo correspondiente
es decretar la ABSOLUTORIA DEL QUERELLADO NICOLÁS BOEGLIN. En una
primera línea de análisis, se logra apreciar a simple vista que en la querella
presentada por la empresa Industrias Infinito no se describe ninguna conducta
delictiva, ya que si bien es cierto, según la calificación jurídica que le da a los
hechos asevera la existencia de un delito de difamación de persona jurídica
cometido por el querellado Nicolas Boeglin, así establecido en el apartado
titulado ´Derechoµ de la querella que es el artículo 153 del Código Penal el
que tutela la conducta delictiva que se acusa, se denota que no presenta una
relación precisa y circunstanciada del hecho típico que se pretende atribuir, es
decir no se describen los elementos objetivos de ese tipo penal, y siendo la
querella, la acusación en contra del imputado, esta debe establecer esa
relación de hechos precisa y circunstanciada sin que pueda ser corregida de
oficio por esta juzgadora en sentencia, pues ello implicaría una violación
grosera del principio de correlación entre acusación y sentencia, de tal forma
que al no establecerse en la acusación (querella) la conducta delictiva que se
pretende atribuir, partiendo del principio acusatorio, lo correspondiente es el
dictado de una absolutoria como ya se ha indicado. La querella de acción
privada es una acusación formal en contra de una persona que es presentada
por un particular, en virtud que se establece para delitos de acción privada,
pero la misma no deja de ser una acusación como tal que debe cumplir con
una serie de requisitos, entre los cuales está el que establezca una relación
precisa y circunstanciada del hecho que se pretende atribuir, es decir, debe
ubicar un hecho histórico en tiempo y espacio, pero no cualquier hecho
histórico, sino uno que sea constitutivo de delito, en la acusación deben
precisarse en el marco factico los elementos objetivos y subjetivos del tipo
penal que se pretende atribuir, ello en virtud, que esta acusación es la
imputación formal que se realiza al imputado o querellado en este caso y sobre
la cual plantea su defensa. En este sentido la jurisprudencia ha sido amplia en
señalar que la acusación debe precisar un hecho punible, no solo ubicarlo en
tiempo en espacio, sino también describir sus elementos objetivos y subjetivos,
cita la Sala Tercera en el voto 635-2012 del 30 de marzo del 2012, que ´Y es
que, de conformi dad con el artí cul o 365 del Códi go Procesal Penal , el
pri nci pi o de correl aci ón entre acusaci ón y sentenci a establ ece l a
necesi dad de que, si en el fal l o se va a di ctar una condenatori a en
contra del i mputado, l os hechos por l os que se l e sanci ona deben constar
cl aramente en l a acusaci ón fi scal , y han de ser acci ones tí pi cas, lo que se
echa de menos en este caso. Esta Sala de Casación, ha señalado al respecto lo
siguiente: ´«Ahora bien, otra cosa muy distinta de la anterior es la relativa a la
demostración de hechos no incluidos en el requerimiento del Ministerio Público
(o del querellante, según el caso). Aquí ya no se está ante el supuesto de la
recalificación jurídica, sino que se está en presencia de una extralimitación del
marco establecido en la pieza acusatoria. Este exceso, como regla, acarrea un
defecto absoluto de la sentencia (ver párrafo primero del artículo 365 del
Código Procesal Penal). Sin embargo, legalmente (mismo texto legal de cita)
sería admisible esa extralimitación, pero sólo cuando con ello se beneficie al
imputado. Mas, cuando de basarse en hechos no acusados se trata, una
condena jamás podría ser considerada una situación más favorable para el
encartado, ni siquiera si esta se dicta por un delito menos grave que el
enunciado en la acusación (ello implicaría confundir los alcances del párrafo
primero con los del segundo, ambos del artículo 365 del Código Procesal Penal,
los cuales, como ya se dijo, se refieren a cosas distintas). En nada se beneficia
al imputado si se tienen por acreditados hechos no acusados, si ello se hace
para sustentar una condena. Esto porque tal proceder equivaldría condenar a
una persona sobre la base de cualquier cosa menos la acusación (o, lo que es
lo mismo, se sanciona a una persona sin habérsele acusado previamente), lo
cual es ilegítimo por ser violatorio del debido proceso, en el tanto contraviene lo
dispuesto en los artículos: 8:2:b y 8:2:c de la Convención Americana sobre
Derechos Humanos; 14:3:a y 14:3:b del Pacto Internacional de Derechos Civiles
y Políticos; 39 de la Constitución Política; 1, 326 y 365 del Código Procesal
Penal. µ (Resolución número 2005-01136, de las 10:10 horas, del 30 de
septiembre de 2005, Sala Tercera de la Corte Suprema de J usticia)µ (el
destacado es propio). Se desprende de este voto, que no solo debe describir la
pieza acusatoria, en este caso la querella, los hechos que son constitutivos de
delito, sino que establecer hechos probados más allá de lo acusado violenta el
principio de correlación entre acusación y sentencia, de tal forma que si el juez
de juicio detecta estos errores en la acusación no puede venir a suplir la
función del ente acusador en este caso el querellante e incluir hechos para
acreditar una determinada conducta delictiva; en este sentido, la
jurisprudencia también ha sido clara; ´Esta Sala, en su resolución número 331,
de 28 de abril de 2006, señaló: ´Con buen tino, el Tribunal de instancia señala
además, que por responder la legislación procesal penal vigente al paradigma
acusatorio, le está vedado corregir de oficio la acusación para arribar a una
condenatoria distinta, en detrimento de los derechos del justiciable y vulnerando
los principios y doctrina que informan el debido proceso penal. Efectivamente,
no le corresponde suplir las deficiencias que se presenten en la pieza
acusatoria y menos en la fase de juicio, pues a quien le corresponde definir el
marco fáctico y el objeto del proceso es al promotor de la acción penal y toda
intervención de los J uzgadores en tal actuación, además de comprometer la
correlación entre acusación y sentencia, vulnera el principio de imparcialidad
del juez, como lo ha reconocido esta Sala en los votos #965, de las 9:50 horas
del 13 de agosto de 2004, #167 de las 9:40 horas del 11 de marzo de 2005,
#375 de las 10:00 horas del 6 de mayo de 2005 y #1277, de las 10:35 horas
del 14 de noviembre de 2005, entre otros. Ahora, es necesario aclarar que si
bien resulta ser cierto, se ha reconocido que la sentencia es una unidad lógica
jurídica y por ende, podrán tenerse como hechos acreditados no solo los que se
hallen en el acápite titulado al efecto, sino que también lo serán aquellos que
puedan derivarse del análisis probatorio descriptivo e intelectivo
correspondiente, no sucede lo mismo con la pieza acusatoria, pues en ella lo
esencial es la determinación clara y circunstanciada de los hechos que se
atribuyen (relación de los hechos), para que el imputado los conozca de forma
detallada. Al respecto, esta Sala ha indicado que: ¶«se está ante una garantía
fundamental prevista a favor de todo ser humano (respaldada en el numeral
14.3.a del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, en el artículo 39
de la Constitución Política y en los artículos 1, 303, 326 y 365 del Código
Procesal Penal). Es una exigencia del ordenamiento jurídico (véase
especialmente el artículo 303.b del Código Procesal Penal) el que se detalle
precisa y circunstanciadamente el hecho por el cual se acusa a una persona.
Otra cosa es la prevista en el numeral 303.c del texto legal de cita, relativa a la
fundamentación de la pieza acusatoria «µ (Voto 985-2009 de las nueve horas
veinticuatro minutos del catorce de agosto del dos mil nueve, de la Sala Tercera)
El artículo 365 del Código Procesal Penal establece que la sentencia no podrá
tener como acreditado otros hechos o circunstancias no descritas en la
acusación, salvo que favorezcan al imputado. En este sentido, la correlación
entre acusación y sentencia es un requisito fundamental de la sentencia, dado
que es parte del derecho de defensa, no puede sorprenderse al imputado con
una condena por unos hechos por los cuales no pudo ejercer su defensa. Al
respecto cita J avier LLobet, ´«Esta correlación es una consecuencia del
principio de inviolabilidad de la defensa (artículo 12 C.P.P.). La acusación
presentada por el Ministerio Público o el querellante en su caso y la ampliación
eventual de la misma, constituye el límite fáctico al que puede referirse la
sentencia. Por supuesto que no es necesario que el acontecimiento histórico
fijado en la sentencia concuerde en todos los puntos con lo relatado en la
acusación, puesto que una concordancia absoluta es casi imposible. Por ello se
ha dicho que una variación de los hechos no esencial, que no afecta el
derecho de defensa, no produce el vicio de falta de correlación entre acusación
y sentencia .µ (LLOBET RODRIGUEZ (J avier) Proceso Penal Comentado , San
J osé, Editorial J urídica Continental, Segunda Edición, 2003, p.348). En el
presente caso, la querella no describe ninguna conducta delictiva, narra un
evento histórico, pero dentro de esta narración no se describen los elementos
típicos de ningún delito penal. Es así como el artículo 153 del Código Penal
que es el que describe la conducta delictiva de difamación de persona jurídica,
cita: ´Será reprimido con treinta a cien días multa, el que propalare hechos
falsos concernientes a una persona jurídica o a sus personeros por razón del
ejercicio de sus cargos que puedan dañar gravemente la confianza del público
o el crédito de que gozan.µ En este caso, la conducta que se describe es
propalar hechos falsos, de tal forma que debe determinarse en primer término
si el sujeto activo ha propalado hechos falsos. Por propalar se entiende divulgar
algo secreto, difundir, divulgar o publicar, es dar a conocer lo desconocido o lo
oculto, por ello el verbo del tipo penal implica que se divulgue o difunda algo,
ahora bien ese algo, además, según la norma, deben ser hechos falsos, es
decir hechos que no se ajusten a la verdad, pero, además, de divulgar hechos
no verdaderos, debe necesariamente según el tipo penal con esa divulgación
existir una posibilidad real de dañar gravemente la confianza del público en la
persona jurídica. De tal forma que debe acreditarse estos elementos objetivos
para determinar si la conducta atribuida al sujeto activo es constitutiva de
delito o no, y por ello deben describirse también estos elementos objetivos en
la acusación privada sea la querella, dado que esta constituye la imputación
formal que se atribuye al querellado y sobre la cual debe ejercer su defensa. La
querella, este caso, no describe estos elementos típicos, es así como los hechos
del primero al tercero, son de ubicación e identificación del querellado y la
empresa querellante, refiriendo que el querellado es abogado y especialista en
derecho internacional y que como experto apareció emitiendo comentarios en
el contexto de un documental y en un foro posterior, pero es hasta el hecho
cuatro donde se describen una serie de frases dichas por el aquí querellado en
el ámbito de dicho documental titulado el ´Oro de los Tontosµ, refiriendo en el
hecho quinto que esas manifestaciones se hacen con animus difamandi y que
tiene suficiente poder ofensivo para engañar al pueblo de Costa Rica, pero en
ningún momento se establece que dichas manifestaciones sean falsas, lo que
se refiere al inicio del hecho 4 es que: ´Para la fecha 14 de junio del 2011, en
el auditorio de la Universidad de Costa Rica, se presentó el documental titulado
´EL ORO DE LOS TONTOSµ con un foro de discusión posterior donde el
DEMANDADO en el documental se deja deci r en forma i rresponsabl e queµ
(el destacado es propio); es decir lo que dice la querella es que el demando hizo
una serie de manifestaciones en forma irresponsable, pero no establece la
querella que esas manifestaciones sean falsas, ni en el marco de qué contexto
las mismas son falsas, de tal forma que cómo determinar que efectivamente
esas manifestaciones son falsas o no, el que las haya dicho en forma
irresponsable no implica por sí que sean falsas, no puede interpretar esta
juzgadora que decir irresponsablemente implica falsedad, ser irresponsable
puede llevar a múltiples supuestos, por ejemplo, que se dijo sin pensar, sin
calcular consecuencias, pero ello puede hacerse respecto de manifestaciones
verdaderas no necesariamente falsas. Los hechos en la querella debieron
haber indicado que esas manifestaciones dadas por el querellado en el marco
de dicho documental eran falsas, y en razón de que circunstancias las mismas
eran falsas, lo que se echa de menos en los hechos de la querella. Sobre los
elementos objetivos de este tipo penal ha señalado la jurisprudencia de la Sala
Tercera que: ´Tratándose de la difamación de persona jurídica, no se trata de
una protección al honor, pues ello es propio de las personas físicas, sino que lo
protegido con la figura del artículo 153 del Código Penal es más bien su crédito
o confianza en la actividad que le es propia. Siendo que este ti po penal exi ge
para su confi guraci ón que se propal en ´hechos fal sosµ concerni ente a l a
persona jurí di ca o a sus personeros en razón de el l o, ´que puedan dañar
gravemente l a confi anza del públ i co o el crédi to de que gozanµ («) En este
tipo penal se da la necesidad de afectación del bien jurídico tutelado, que en
este caso no solo se requiere que los hechos que se propalen sean falsos, sino
también que ´puedan dañar gravemente la confianza µ (Voto 1332-2004 de las
once horas treinta minutos del veintiuno de diciembre del dos mil cuatro), de
tal forma que siendo un requisito objetivo del tipo penal, que los hechos sean
falsos por un lado y por otro que puedan afectar la imagen de la empresa, si
estos elementos no están descritos en la querella, entonces la misma no
describe una conducta típica y no puede venir esta juzgadora, suponiendo que
dichas manifestaciones fueran falsas (que no se acredita del elenco probatorio)
a suplir las deficiencias de la querella y ampliar los hechos para determinar
que los mismos si son falsos, puesto que como ya se ha indicado en este
análisis, ello es violatorio del principio de correlación entre acusación y
sentencia, siendo que tampoco se puede interpretar que decir
irresponsablemente implique falsedad; la querella adolece de una relación
precisa y circunstanciada de un hecho punible, y por ello, no hace una
imputación en contra del aquí querellado, razón por la cual lo correspondiente
conforme a derecho es la absolutoria del querellado Nicolas Boeglin. Ahora
bien, no puede dejar de lado esta juzgadora, como un segundo punto de
análisis, que no solo no se describe en la querella que las manifestaciones que
profirió el señor Boeglin sean falsas, sino que tampoco se acredita del elenco
probatorio que las mismas sean falsas. La querella señala que el seño Nicolas
Boeglin emitió como experto una serie de manifestaciones en el marco de un
documental titulado ´El oro de los tontosµ, y luego cita varias frases dichas por
el señor Nicolás Boeglin, las cuales efectivamente se acredita que si fueron
dichas por este en dicho documental, ello se desprende del video de este
documental que fue aportado como prueba material, así como del video de la
entrevista que se realiza por parte del realizador de dicho documental, el señor
Pablo Ortega Rodríguez, y que fue traído como testigo al debate, incluso el
mismo Nicola Boeglin en su declaración acepta haber hecho esas
manifestaciones, de igual forma constan en el expediente las transcripciones
de dicho documental y del foro que se da luego, de tal forma que no hay duda
que esas frases expuestas en la querella efectivamente fueron dichas por el
señor Boeglin, pero las mismas no son falsas, pues también se ha acreditado
que estas son dichas en el marco de un comentario como experto por parte del
señor Boeglin, de la sentencia del Tribunal Contencioso Administrativo
número 4399-2010 de las diez horas con cuarenta minutos del catorce de
diciembre del dos mil diez, la cual corresponde al expediente número
08-001282-1027 CA seguida por la asociación Preservaciones de Flora y Fauna
silvestre (APREPLOFAS), contra el Estado e Industrias Infinito S.A., sentencia
que formó parte del elenco probatorio en la presente querella. Todas las frases
expuestas en la querella son referidas a esta sentencia, y muchas de las
palabras utilizadas por el señor Nicolás Boeglin, son las mismas palabras que
utiliza la sentencia. En este sentido, se van analizar en forma separada estas
frases y de donde provienen, cita la querella que el señor Boeglin se dejó decir
de manera irresponsable que: ´este señor i nversi oni sta extranjero se burl ó,
burl ó a l as autori dades, presentó datos por aquí , otros datos por al l áµ.
En cuanto esta frase la sentencia del contencioso administrativo tiene como
hechos probados que la empresa industrias infinito a la hora de presentar las
múltiples solicitudes para que se le dieran todos los permisos que tenían que
ver con la actividad de minería a cielo abierto en la zona de Crucitas de San
Carlos, omitieron informarle a la administración aspectos importantes para la
concesión de dichos permisos, ello se desprende de los hechos probados 36,
39, 41, 43, 44; por ejemplo cita el hecho probado número 41 ´Que la
demandada Industrias Infinito, para el 12 de marzo del 2002, fecha en que
presentó el estudio de impacto ambiental del proyecto minero Crucitas, no
i nformó la existencia de un camino público en el área destinada para la
construcción de la laguna de relavesµ y en el 44 se dice: ´Que Industrias
Infinito, no i nformó a l a SETENA , en el documento de evaluación ambiental
de cambios propuestos al proyecto presentado el 06 de diciembre del 2007, de
la existencia de un camino público en el área destinada para la laguna de
relavesµ (el destacado es propio); y propiamente la sentencia en sus
considerandos en el número XIX cuando se refiere a los permisos en relación a
la extracción y al afectación al acuífero inferior, cita que: ´«y para poder
burl ar esta l i mi taci ón, Industrias Infinito se valió de la posibilidad que
normativamente tiene de pedir modificaciones a la viabilidad ambiental. Es
decir utilizó una disposición normativa para lograr un resultado no conforme a
la satisfacción de los fines públicos ni el ordenamiento jurídico, lo que
considera este tribunal que constituye un fraude de leyµ; agregando en ese
mismo considerando: ´lo que sucede es que en el 2007, Industrias Infinito,
conocedora de aquella limitación técnica impuesta por la Dirección de
Geología y Minas, presentó ante la Secretaría Técnica Nacional Ambiental una
solicitud que perseguía excavar más debajo de la cota de setenta y cinco metros
sobre el nivel del mar. Nuevamente en el 2007, fue Industrias Infinito la que
insistió en extraer material con excavaciones que llegarían en su punto más
bajo, a una elevación de entre treinta y cinco y cuarenta metros sobre el nivel
del mar, lo cual a todas luces, es violatorio de la condición impuesta en el
oficio es violatorio de la condición impuesta en el oficio DGM-DC-2085-2001, el
cual cabe repetir, no consta que hay sido objetada por esa persona jurídica. Y
esa es una conducta propi a de Industri as Infi ni to, de nadi e más.
Medi ante ese actuar, l a empresa demandada l l evó a error a l a Secretari a
Técni ca Naci onal Ambi ental y ese proceder mal i ci oso de l a referi da
empresa no se puede obvi ar , ni siquiera por el hecho de que los funcionarios
de la indicada secretaría también actuaron con total desapego a su deber de
verificar las condiciones impuestas por la Dirección de Geología y Minas antes
de aprobar lo requerido por industrias infinito«µ(el destacado es propio). Estos
extractos de la sentencia son solo algunos de los que se desprende
expresamente que la empresa Industria infinito, omitió informar cuestiones
importantes en el momento de solicitar los permisos correspondientes de
explotación de actividad minera, refiriendo que se burla a la administración y
que se utilizan disposiciones normativas para la obtención de esos permisos en
forma ilegítima, lo cual incluso el Tribunal contencioso administrativo califica
como fraude de ley. La sentencia es muy clara a establecer que Industrias
Infinito presentó gestiones omitiendo informar a la administración, y
utilizando las misma disposiciones normativas para burlar a la administración,
de tal forma que el comentario que realiza el señor Boeglin de que la empresa
inversionista se burló, y presento permisos por aquí por allá, está directamente
relacionado con lo dicho en la sentencia, siendo que utiliza, incluso las
mismas palabras que refiere la sentencia, de tal forma que en el marco del
contexto de la entrevista, el señor Boeglin lo que hace es citar lo que se decía
en esta sentencia contencioso administrativa. También cita Boeglin en el
contexto del mismo documental sobre el proyecto crucitas en mención: ´En
casaci ón l os papel es habl an y no hay manera de susti tui r esos papel es y
l os papel es di ce que todo está compl etamente i l egal «µ y además hay
toda una confabul aci ón, l a pal abra exacta es una orquestaci ón de
vol untades que expl i ca ese patrón de i rregul ari dades por parte de l as
autori dades estatal esµ La sentencia en cuestión habla en múltiples
ocasiones de irregularidades en la tramitación de permisos por parte de la
empresa, cita que hubo ilegalidades y como ya se indicó fraude de ley, a
manera de ejemplo, cita dicha sentencia en el considerando XVI: ´Entonces el
único derecho que Industrias Infinito ha tenido declarado a su favor y que no
ha sido cuestionado, es el permiso de exploración, que como ya se indicó,
jamás podría conceder automáticamente el derecho de concesión, pues tal
interpretación lesiona la inteligencia de este Tribunal, violenta el ordenamiento
jurídico y se traduce ni más ni menos que en un fraude de leyµ, y cita el
considerando XVI, que: ´Este Tribunal en revisión del marco fáctico y de las
pruebas que constan en autos, sobre tal hecho, encuentra no solo una
actuación absolutamente irregular por parte del Registro Minero, sino violatoria
del ordenamiento jurídico, tanto de la administración como de la empresa
demandada, quien pese a tener conocimiento de la existencia del camino ,
desde su propuesta inicial del proyecto, diciembre de 1999, la solicitud de
viabilidad ambiental, la de cambios propuestos, ante SETENA, y de la
convalidación del acto, no evidenció ante los órganos administrativos la
existencia del camino público y su intención de construir parte de la laguna de
relaves sobre dicho camino, evadiendo en forma grosera los procedimientos
necesarios para poder tener acceso a dicho terrenoµ, y así durante el análisis
de a tramitología de los permisos otorgados a la empresa Industria Infinito, la
sentencia habla de múltiples ilegalidades, de fraude de ley, y de cómo la
administración participa de dichas irregularidades y violenta del ordenamiento
jurídico, es por ello, como también el tribunal contenciosos administrativo al
detectar estas irregularidades ordena que se remitan los autos al Ministerio
Publico a fin de que se determine si es procedente seguir o no una causa
penal contra los funcionarios públicos que participaron directamente en la
concesión de estos permisos, citando en el considerando XL: ´«todo lo cual
hace viable pensar como posible una eventual concurrencia u orquestación de
voluntades para llevar adelante, de cualquier manera, este proyecto minero.
Por ello, dad su intervención en el desarrollo de las conductas aquí declaradas
ilegales y anuladas, resulta pertinente comunicar lo resuelto al Ministerio
Público para que allí se determine si es procedente o no seguir una causa penal
en contra de las siguientes personas «µ De estos extractos de la sentencia, se
evidencia que las palabras utilizadas por el señor Boeglin, respecto a un
patrón de irregularidades y orquestación de voluntades devienen de nuevo en
la sentencia contencioso administrativo que él como experto esta explicado en
el marco del documental citado, cita en forma expresa las palabras utilizadas
por el Tribunal contencioso administrativo en dicha sentencia, siendo claro
este punto respecto de la frase orquestación de voluntades, además, en este
caso, analizando también la entrevista completa que se hace al señor Boeglin,
él lo que está explicando al entrevistador es que pasaría ante un eventual
recurso de casación contra la sentencia del contencioso administrativo en
cuestión, siendo que el señor Boeglin hace una comparación entre el recursos
de casación en materia penal y materia administrativa, refiriendo que en
materia administrativa es más difícil que declaren con lugar un recurso de
casación, en razón de que en esta materia el análisis va más enfocado a la
prueba documental más que a la valoración de prueba testimonial como se da
en casación penal, lo que sucede es que el señor Boeglin explica esto en el
marco de que el documental va dirigido a todo tipo de personas, no solo
abogados, y por ello trata de explicarlo en el lenguaje menos técnico posible.
De nuevo, el comentario que realiza el señor Boeglin está directamente
relacionado con lo dicho en la sentencia, siendo que utiliza, incluso las
mismas palabras que refiere la sentencia, de tal forma que en el marco del
contexto de la entrevista, el señor Boeglin lo que hace es citar lo que se decía
en esta sentencia contencioso administrativa. Además, debe indicarse que
estas manifestaciones del señor Boeglin se hace en el marco de una entrevista
con preguntas dirigidas por un entrevistador que es el testigo Pablo Ortega, lo
cual se desprende no solo de la declaración de este testigo, sino también del
video de la entrevista aportado por la defensa, de tal forma que dichas
manifestaciones no solo no se hacen en forma aislado, sino en el marco del
comentario de la sentencia del contenciosos administrativa citada; en
consecuencia, estas manifestaciones del señor Boeglin son directamente
relacionadas a lo dicho por la sentencia, citando incluso en forma literal, las
misma palabras que utiliza esta sentencia, lo cual hace como profesor
universitario y especialista en derecho internacional, de tal forma que dichas
afirmaciones no son falsas. Por último, cita el señor Boeglin, en el contexto del
documental: ´El l os cuentan con un al i ado que es el propi o Estado, que l es
si gue l a corri ente a todo l o que el l os di gan, o sea, no hay ni nguna
di stanci a por parte del Estado, entonces i magí nese hi potéti camente una
empresa yendo a arbi traje y que ti ene que al egar y al egar frente a un
Estado que está arrodi l l ado a todas sus vol untades «µ En este caso,
también se desprende de la entrevista completa desarrollada por el testigo
Pablo Ortega, que se le está preguntando al señor Boeglin como experto, sobre
qué pasaría en un posible arbitraje internacional entre la Empresa y el Estado,
y partiendo de todo los dicho por la sentencia del contencioso administrativo,
donde incluso habla de una orquestación de voluntades, y donde se llama la
atención a la Procuraduría General de la Republica, en la persona de su
representante el Lic. Mauricio Castro Lizano, ya que durante el juicio, este
estuvo en coordinación con los representantes de Industrias Infinito mediante
papeles, comunicaciones verbales, y hasta señas, ello con el fin de objetar
preguntas e interponer revocatorias, cuando el representante del Estado debe
representar los intereses públicos y no a particulares. De tal forma, que
conociendo esta sentencia y lo dicho por el Tribunal, es lógico que se diga por
parte del señor Boeglin que en un arbitraje internacional donde Estado y
Empresa, serian contrapartes, pueda este ser infructuoso de alguna manera, si
en la sentencia en cuestión se describen actos en que el representante del
Estado y los representantes de Industrias infinito litigaban juntos, y como
describe que hubo una orquestación de voluntades entre ambos, de nuevo en
este supuesto el señor Nicolás Boeglin como experto en derecho internacional,
y basándose en lo indicado por la sentencia, así como lo sucedido en el ámbito
de otras manifestaciones que se dieron en el marco de un posible arbitraje por
representantes del gobierno, explica que un arbitraje internacional no cabría
en este caso, analizando las razones de ello, que no solo tienen que ver con
esta orquestación de voluntades que habla la sentencia, sino también
explicando en que supuestos en realidad procede un arbitraje internacional y
que este no sería el caso, ello se desprende la entrevista completa que realiza
el testigo Pablo Ortega al señor Boeglin. De tal forma, que tampoco estas
manifestaciones son falsas, devienen de una explicación sobre un posible
arbitraje internacional que hace el señor Boeglin como experto en el tema, y
que también tiene que ver con el análisis de la sentencia del contencioso
administrativo tantas veces mencionada. La prueba recabada en el debate, sea
el documental aportado por la parte querellante, el video de la entrevista
completa realizado al señor Boeglin aportado por la defensa, la sentencia del
contencioso administrativo citada, así como la misma declaración del señor
Boeglin dan cuenta que todo lo citado en la querella que dijo el señor Boelgin
efectivamente fue dicho, pero dichas manifestaciones NO SON FALSAS, siendo
que los testigos J uan Carlos Hernández J iménez y Ana Lorena Bolaños Soto,
no logran establecer en forma certera que los dicho por el señor Boeglin fuera
falso, en el caso del testigo Hernández J iménez, como abogado, explica que el
tramitó la mayoría de permisos, cuenta de las gestiones presentadas por la
empresa en defensa de sus intereses en la Sala Constitucional y en el Tribunal
contencioso administrativo, pero en ningún momento refiere que el conozca o
pueda asegurar que las manifestaciones hechas por el señor Boeglin dice que
sean falsas, habla de Boeglin como opositor al proyecto crucitas, pero no va
más allá de eso; y por su parte, la señora Bolaños Soto, refiere que en
Industrias Infinito no se trabaja con ilegalidades y que ella ni sus compañeros
han cometido ilegalidades, pero parece desconocer lo referido en la sentencia
contencioso administrativo ya citada, en realidad se evidencia del testimonio
de de la señora Bolaños Soto, desconocimiento de muchas aspectos, sin que
pueda aseverar que lo dicho por Nicolás Boeglin en el marco de dicho
documental sea falso, pues enfatiza durante toda su declaración que no hay
ilegalidades, pero no va más allá de eso, no parece conocer en dicha sentencia,
y la parecer ni siquiera sabe que es el testigo Hernández J iménez el que se
encargaba de la tramitación de los permisos, por ello no es una testigo que
venga a dar mayores detalles para poder establecer que lo dicho por el señor
Boeglin sea falso. En consecuencia, bajo el análisis de toda la prueba
testimonial, documental y material, se acredita que lo manifestado por el señor
Boeglin en el marco del documental el ORO DE LOS TONTOS, NO ES FALSO,
se trata de comentarios en el marco de la explicación de una sentencia de un
tribunal de la república, y en el marco de un posible arbitraje internacional
entre el Estado y la empresa Industrias Infinito, parte demandada en dicha
sentencia; de tal forma que, como ya se indicó, en este caso falta un
presupuesto objetivo básico del tipo penal de difamación de persona jurídica,
cual es que lo manifestado por el sujeto activo en contra de la persona jurídica
sea falso, es decir, hay una atipicidad de la conducta, que como se indicó en la
primera línea de análisis de esta sentencia ni siquiera este elemento objetivo
del tipo penal, fue descrito en los hechos de la querella. Por último, cabe
señalar que la defensa también alego que no se da el otro supuesto típico de la
conducta, cual es que se pueda dañar la imagen de la empresa, si bien
faltando ya un elemento típico del hecho cual sea los manifestaciones dichas
por el querellado Nicolás Boeglin falsas, no es necesario hacer referencia a este
otro elemento, lo cierto del caso es que tampoco se acredita, dado que de la
prueba documental como testimonial, tanto la de cargo como de descargo, se
da cuenta que para el momento en que el querellado Nicolás Boeglin, emite
sus comentarios en el marco del documental "Oro de los tontos, ya la empresa
Industrias Infinito, en realidad no tenía ya una de buena imagen, y ya se
había perdido la confianza ante la opinión pública, dado que para el momento
del documental como ya se dijo ya existía la sentencia del Tribunal
contencioso Administrativo número 4399-2010 tantas veces citada, que si bien
no se encontraba firme pues Industrias Infinito presentó recurso de casación
que fue resuelto, luego de la realización de este documental, lo cierto del caso
es que tanto el proceso contencioso administrativo como lo decidido por el
contencioso administrativo fue de conocimiento público ya que fue ventilado
en los medios de comunicación nacional, donde se señaló lo dicho por la
sentencia acerca de las ilegalidades en que se incurrió en el trámite de
concesión de los permisos para la exploración y explotación en el proyecto
Minero Crucitas, al punto de remitir el asunto al Ministerio Público para su
correspondiente investigación a funcionarios públicos, para determinar si
habría o no responsabilidad penal, pues a criterio del Tribunal, como ya se
citó, había una orquestación de voluntades para que el proyecto se ejecutara
de cualquier manera, de tal forma que ya con anterioridad a las
manifestaciones del querellado en dicho documental, la empresa Industrias
Infinito había perdido prestigio, incluso se aportan por la defensa una serie de
encuestas realizadas a la opinión pública que dan cuenta que la actividad
minera a cielo abierto en Costa Rica no es de bien recibo, siendo que se cita
expresamente en dichas encuestas al proyecto Minero Crucitas que era el
protagonizado por Industrias Infinito. No existen elementos de prueba que
acrediten que fue el documental ORO DE LOS TONTOS y dentro del marco de
ese documental que sean las manifestaciones del querellado Nicolás Boeglin,
un profesor universitario que hace comentarios en el marco de una sentencia
de un Tribunal de la república, que sea lo que haya podido dañar la imagen de
Industrias Infinito, o la haya dañado como tal, pues la misma se puede decir
que ya estaba dañada, incluso el perjuicio que según el testigo J uan Carlos
Hernández J iménez dijo que sufrió la accionante, lo relaciona de manera
directa con los procesos judiciales que salieron a la luz pública por medio de
los medios de comunicaciones nacional, señalándose incluso que el al asesorar
a los accionantes de esta empresa canadiense el les dijo que ya la sentencia de
la Sala Constitucional era la última palabra, no esperando lo que iba a suceder
con el Tribunal contenciosos administrativo, pues para el ya había cosa
juzgada, lo que generó desconfianza en los inversionistas, en atreverse en
ningún momento a señalar el testigo que la disminución del valor accionario
de esta empresa fuera atribuido a este documental o las manifestaciones del
señor Boeglin en el marco de dicho documental. Por su parte, en lo que se
refiere a lo manifestado por la testigo Ana Lorena Bolaños Soto, en cuanto se
ve mal a la empresa y a sus empleados y que incluso ni siquiera consiguen
trabajo paro haber trabajado en Industrias Infinito, aunque parece atribuir
esto al documental "Oro de los Tontos", lo cierto es que como ya se indicó esta
testigo parece no conocer la sentencia del contencioso administrativo, respecto
a las ilegalidades que manifiesta, pues al parecer hasta desconoce que se
anularon permisos de explotación minera en dicha sentencia, de tal forma que
esta testigo tampoco es sumamente clara en identificar si este supuesto daño a
la imagen de la empresa es exclusivo y atribuible únicamente a este
documental. En consecuencia, no se acredita ninguno de los elementos
objetivos del tipo penal de difamación de persona jurídica, que se pretendía
atribuir en forma errónea, pues no estaba descrito en la querella, al señor
Nicolás Boeglin, la conducta es ATIPICA, y por ello se absuelve de toda pena y
responsabilidad al querellado Nicolás Boeglin.
CUARTO: SOBRE LA ACCIÓN CIVIL RESARCITORIA PRESENTADA POR
LA EMPRESA QUERELLANTE Y ACTORA CIVIL INDUSTRIAS INFINITO.
En el presente caso, al no acreditarse ninguna conducta delictiva en
contra el demandado civil Nicolás Boeglin, de conformidad con los artículos 37
al 41 y 111 al 124 del Código Procesal Penal, lo que corresponde es declarar
sin lugar la acción civil resarcitoria interpuesta en su contra por la actora civil
Industrias Infinito. La acción civil resarcitoria es un verdadero ´proceso civilµ
dentro de la acción penal, que facilita el reclamo de una indemnización civil,
pues el proceso penal suele ser de mayor celeridad que un proceso civil, sin
embargo la acción civil tiene una carácter accesorio debiendo determinarse si
un hecho en específico causó o no un daño, y si existe un relación causal que
atribuya este daño a la actuación de una persona en específico, por ello debe
determinarse si cabe la reparación, a saber, si existe derecho, legitimación e
interés actual, y si efectivamente se constata la existencia de un daño, si la
persona perjudicada por ese daño que tiene derecho a reclamar en esta vía. En
el presente caso no logra acreditarse la existencia de una conducta delictiva en
contra del querellado y demandado civil Nicolás Boeglin, ello dado que como
ya se ha analizado en forma amplia en el considerando anterior, no solo no se
describe una conducta típica en la querella y la acción civil, sino que tampoco,
logra acreditarse la existencia de una conducta típica realizada por Nicolás
Boeglin en contra de la empresa querellante y actora civil. El artículo 37 del
Código Procesal Penal en lo que interesa dispone que, se puede ejercer la
acción civil resarcitoria única y exclusivamente para ``restituir el objeto material
del hecho punible, así como la reparación de los daños y perjuicios
causados«``, siendo que para el caso concreto es claro que al no haberse
logrado acreditar la existencia de una conducta típica de delito, en este caso, la
difamación de persona jurídica, no existe un hecho punible que genere
ninguna restitución, es decir, no ha surgido a la vida jurídica el hecho
generador de la obligación, ello en razón de que en estricto apego a los hechos
demandados en la acción civil resarcitoria, es claro que la actora civil, sienta la
base de su demanda y pretensiones civiles (pago de daños y perjuicios) en una
supuesta responsabilidad civil de tipo extracontractual, derivada de un hecho
punible, lo cual en este caso en particular, no se logró acreditar en forma
alguna, pues la conducta que se pretendía atribuir a Nicolás Boeglin es atípica;
siendo que dado que ni siquiera hay un hecho generador de obligación, ni
siquiera corresponde analizar si existe o no un daño, sin embargo partiendo de
lo también analizado en el considerando anterior, tampoco se acreditó daño
alguno a la empresa Industrias Infinito, en razón del documental en que
apareció emitiendo comentarios el señor Boeglin.
QUINTO: SOBRE LAS COSTAS Y GASTOS DEL PROCESO
De conformidad con el artículo 267 del Código Procesal penal, considerando
que no existe razón plausible para litigar se condena a la empresa
demandante, sea Industrias Infinito, al pago de las costas procesales y
personales, tanto de la querella como de la acción civil. El artículo 267 del
Código Procesal Penal cita en lo que interesa: ´Las costas estarán a cargo de la
parte vencida, pero el Tribunal podrá eximirla, total o parcialmente, cuando
haya razón plausible para litigar". En el presente caso, la parte vencida es la
querellante y actora civil, siendo que dado la forma en la que se decreta al
absolutoria a favor del querellado Nicolás Boeglin se determina que en este
caso NO hubo razón plausible para litigar por parte de la empresa
demandante, ello en razón de lo que de seguido se expone. La J urisprudencia
de la Sala Tercera, ha establecido que se entiende por razón plausible para
litigar que: ´importa no sólo la convicción de la parte vencida en la tesis
sustentada por ella. Se requiere, además, que ese convencimiento responda a
datos objetivos del proceso, de los cuales el juzgador pueda concluir que la
parte tenía motivos racionalmente fundados para creer en la bondad de su
pretensión, o de su defensa («) En consecuencia, existen varios lineamientos
jurisprudenciales para determinar la existencia de la razón plausible para
litigar, entre los que se encuentra la convicción de que se tiene un derecho
legítimo, que su derecho sólo puede determinarse en un litigio, la naturaleza
misma del ´litigioµ, la forma en que el litigante haya actuado dentro del
proceso, es decir, por presunciones derivadas de los hechos en que la conducta
se exterioriza, y la complejidad del asunto. Así lo ha indicado la Sala Primera:
´Para determinar cuando hay buena fe procesal de parte del litigante
derrotado, lo primero que cabe considerar es la veracidad en la exposición de
los hechos. Si la relación fáctica trascendente para la decisión del negocio es
veraz, esto es ya un indicador importante sobre la sana convicción que motivó
la conducta procesal del vencido. En segundo término, para el mismo propósito
ha de atenderse al comportamiento dentro del proceso. Si el litigante ha
actuado con corrección, sin apelar a recursos proclives a dilatar, entorpecer o
complicar el proceso, esto también da la medida de un comportamiento de
buena fe. Obvio es que no bastaría el convencimiento que tenga la parte en su
tesis para ser beneficiada con la exención. Si el punto jurídico adverso a ella es
claro, su error, aún de buena fe, no excusa la condena. De aquí que un dato
más para la calificación de buena fe, se relaciona con la naturaleza de las
cuestiones debatidas y su interpretación legal. Si el tema a decidir es
controversial en la doctrina o en la jurisprudencia, en principio el vencido
tendría razón para accionar o para oponerse a la acción, según fuere el caso.µ
(Voto 1399-2012 de las diez horas treinta minutos del 31 de agosto del 2012)
Cita la Sala que uno de los primeros elementos a valorar para determinar si
hay razón plausible para litigar es la convicción que se tenga un derecho
legítimo, ya citando a la Sala Primera, se establece que para determinar
cuándo hay buena fe procesal de parte del litigante derrotado, lo primero que
cabe considerar es la veracidad en la exposición de los hechos; en este caso, se
ha determinado que la querella y la acción civil presentada por Industrias
Infinito adolecía de defectos importantes, donde no se estableció una relación
precisa y circunstanciada del hecho que se pretendía atribuir, no haciendo
ninguna imputación al querellado y demandado civil Nicolás Boeglin, pues no
estableció en ningún momento que las manifestaciones hechas por el
demandado en el marco del documental el ORO DE LOS TONTOS, fueran
falsas, puesto que de alguna forma sabía la demandante que dichas
manifestaciones no eran falsas, pues provenían de lo dicho por la sentencia del
Tribunal Contencioso Administrativo número 4399-2010 de las 10:40 horas
del 14 de diciembre de 2010, la cual era hartamente conocida por la
demandante, pues fue parte en dicho proceso contencioso administrativo como
demandada, tanto así que para el momento del documental, ya había
recurrido dicha sentencia en casación, conociendo por tanto, que dicha
sentencia hablaba expresamente de ilegalidades en la tramitación de los
permisos, de que se habían manipulado disposiciones normativas para la
concesión de permisos, lo que se calificó como fraude de ley, y que en dicha
sentencias se habló expresamente de una orquestación de voluntades, y que
por ello se habían remitido las actuaciones al Ministerio Publico; es decir, la
querellante sabía que todas las manifestaciones hechas por el querellado y
demandado civil provenían de dicha sentencia, tanto es así, que el mismo
abogado de la acción civil, en sus conclusiones en este debate reconoce que
esta sentencia del contencioso administrativo, utiliza lenguaje muy fuerte,
pero que no se puede querellar lo dicho en una sentencia. Es claro para esta
juzgadora que la querellada y actora civil NO ACTUO en ejercicio legítimo de
un derecho, ni estableció en la querella y acción civil hechos que
constituyeran un ilícito penal. Un segundo aspecto a determinar para
establecer si hubo razón plausible, señala la Sala que tiene que ver con la
forma en que el litigante haya actuado en el proceso, citando también a la Sala
primera que refiere que debe analizarse ´si el litigante ha actuado con
corrección, sin apelar a recursos proclives a dilatar, entorpecer o complicar el
proceso, esto también da la medida de un comportamiento de buena feµ; en
este caso, es importante analizar que la querellante y actora civil, a la hora de
fijar el monto por el daño moral bajo fijo sus pretensiones en quinientos
millones de colones, suma que considera esta juzgadora en desmedida y no
tiene fundamente en elemento probatorio alguno, a lo que se suma que como
ya se indicó que no acreditó en modo alguno a partir de los elementos de
prueba allegado al debate que este documental ORO DE LOS TONTOS fuera el
que dañara la imagen de la Industrias Infinito, pues la misma ya se encontraba
dañada, lo cual era conocido por la querellante, puesto antes de este
documental y de la misma sentencia del contencioso administrativo, había
invertido en campañas publicitarias con el fin de informar a la población sobre
los beneficios de la minería a cielo abierto, siendo que de las mismas
encuestas se desprendía que la minera a cielo abierto no tenía beneplácitos en
el pueblo costarricense, encuestas donde se figuraba el proyecto Crucitas en
forma expresa, y que eran conocidas por la querellante y actora civil, pues
fueron de escrutinio público. La pretensión económica de la actora civil
carece de fundamento probatorio, no existió prueba pericial para determinar el
perjuicio a partir de la fecha de los hechos, tal es el caso de un peritaje
matemático y tampoco la testigo Ana Lorena Bolaños Soto como contadora de
Industrias Infinito pudo definir cuánto dinero tuvo que invertir Industrias
Infinito en publicidad para limpiar su imagen después de los hechos que se le
atribuyeron al demandado civil, por lo que se evidencia que la pretensión de la
actora civil fue antojadiza, y sin sustento alguno, siendo que dicha suma no
fue fijada en forma provisional al momento de interponer la querella, le monto
se fijó en forma definitiva, trabando de esta forma la Litis en dicho monto,
donde el demandado civil tuvo que defenderse durante todo el proceso
partiendo de dicho monto; en el mismo voto de la Sala Tercera ya citado,
establece que: ´Llevar y someter a una persona a un litigio, especialmente de
naturaleza penal, implica un ejercicio riesgoso y además de enorme
responsabilidad. La condena en costas es parte de esas responsabilidades que
se asumen al plantear judicialmente los reclamos, pues al perdidoso se le
obliga a pagar los gastos que en la atención del proceso que culminó sin éxito,
incurrió la parte que se vio obligada a atender el litigio y acudir al llamamiento
judicial. Si se trata además de un proceso penal, donde incluso la libertad está
en juego, el examen sobre las excepciones a la condena en costas debe ser aún
más cuidadoso. La regla, por ende, en todo el esquema procesal es la
condenatoria a la parte vencida, a menos que se demuestre buena fe y razón
suficiente para llevar a estrados judiciales los temas. No puede estimarse la
condena en costas una sanción o censura contraria a los principios
democráticos. Por el contrario, se inspira en el cumplimiento de elementos
esenciales en una democracia, como es la responsabilidad por los actos que se
llevan a cabo en sociedad y la obligación de responder por ellos frente a
terceros. En el proceso penal rige esta regla de condenatoria en costas a la
parte vencida, aún cuando se deja a salvo en los casos en que se determine
que existió razón plausible para litigarµ; de tal forma que la parte querellante y
actora civil debe asumir su responsabilidad por llevar al demandado civil a un
proceso penal, con todas las implicaciones que el mismo tiene, donde además
fijo un monto por daño moral que mantuvo durante todo el proceso, y sobre el
cual el demandado civil tuvo que defenderse, siendo el monto que podía ser el
objeto de una condena civil en caso de prosperar la acción civil, por ello la
acción del demandado civil a bajar el monto a un millón de colones, lo que
también hace de manera antojadiza, siendo que en ningún momento se trajo
al proceso elemento de prueba que determinará otro monto por daño moral
que permitirá cambiar las pretensiones civiles, esto es otro elemento que
determina el actuar de mala fe del litigante durante el proceso y que por ello
no puede venir a determinarse como el monto sobre el cual debe fiarse las
costas, ya que la Litis se fijó y trabó en el monto de quinientos millones de
colones, monto que como ya se indicó fue el que se sostuvo en la acción civil
durante todo el proceso y el cual fue fijado en forma definitiva y no prudencial,
y sobre el cual el demandado civil tuvo que ejercer su defensa durante todo el
proceso penal, lo procedente es fijar y adecuar las costas de acuerdo al monto
fijado en la acción civil al inicio del proceso, y no al fijado en la etapa de
conclusiones del debate Es por todo lo expuesto, que se considera que en este
caso no hubo razón plausible para litigar, y que siendo que, el monto que se
fijó como daño moral en forma definitiva y no prudencial con la interposición
de la demanda civil, y sobre el cual se fijaría el monto de la Litis, es de
quinientos millones de colones, es sobre este monto sobre el que corresponde
fijar las costas de la acción civil, de tal forma que de conformidad con el decreto
Ejecutivo 36562-J P publicado en la Gaceta Nª 95 del 18 de mayo de 2011,
artículos 16, 38, 42 y 43, se fijan en un monto total de 50 500 000 colones,
que se desglosan de la siguiente manera, por la acción civil 50 000 000 colones
y por la querella 500 000 colones.
POR TANTO
De conformidad con todo lo expuesto, artículos 39 y 41 de la Constitución
Política, artículos 8 y 9 de la Convención Americana sobre Derechos Humanos,
artículos 1, 2, 25, 30, 153 del Código Penal, artículos 1, 2, 3, 4, 5, 6, 9, 12, 13,
37 a 40, 111, 112, 115, 116, 141, 142, 180 al 184, 265 a 270, 360 al 366, 380
a 387 del Código Procesal Penal, se resuelve: SE RECHAZA LA QUERELLA
interpuesta por Industrias Infinito y en tal carácter se absuelve de toda
pena y responsabilidad al aquí querellado Nicolas Boeglin por el delito de
difamación de persona jurídica que se le venía atribuyendo por parte de la
querellante; se declara sin lugar la acción civil resarcitoria interpuesta por
parte de Industrias infinito en contra del demandado civil Nicolas Boeglin.
De conformidad con el artículo 267 del Código Procesal penal, considerando
que no existe razón plausible para litigar se condena a la empresa
demandante, sea Industrias Infinito, al pago de las costas procesales y
personales, tanto de la querella como de la acción civil, las cuales se fijan en
un monto total de 50 500 000 colones, que se desglosan de la siguiente
manera, por la acción civil 50 000 000 colones y por la querella 500 000
colones, ello de conformidad con el decreto Ejecutivo 36562-J P publicado en la
Gaceta Nª 95 del 18 de mayo de 2011, artículos 16, 38, 42 y 43. Se ordena el
cese de las medidas cautelares que se hubiesen impuesto. ES TODO.
NOTIFIQUESE MEDIANTE LECTURA.
ADRIANA TENORIO J ARA
J uez de juicio

KZP2L47FSMHE61
ADRIANA TENORIO JARA - JUEZ/A DECISOR/A