You are on page 1of 2

NUEVA LEY DESEGURlPAD pE YJ'ALUD EN EL TRABAIO

cierto muy delicada. No es pues necesario que se produzca un daño al
trabajador para que el supuesto del articulo 168-A del Código Penal se
tipifique, bastará la sola omisión para que la sanción penal se aplique.
Indudablemente, esto podría prestarse a una serie de abusos, amena­
zas y chantajes por parte de los trabajadores y sus sindicatos.
ne
ace pocos días, un renombrado economista
del Instituto Peruano de Economía (IPE) de­
claraba en un espacio televisivo que las nor­
mas laborales en el Perú deberían flexibili­
zarse al máximo posible a fin de Incentivar la
formalización del sector laboral. Comentaba
asimismo que el costo de mantener leyes laborales tan rígi­
das como las que tenemos sólo incrementa la informalidad.
No se explicaba cómo el proyecto de la Ley General del Tra­
bajo contiene disposiciones aún más rígidas que las actuales
sin importar que ello impida que la mayoría de trabajadores
tengan, al menos, algunos beneficios laborales. Refirió que
de promulgarse esta norma, con mayor razón se evitará el
ingreso de miles de jóvenes al mercado laboral formal.
Formuló sus declaraciones basado en importantes estudios
que, al respecto, connotados economistas han realizado. Ante
su versada, contundente y fundamentada expOSICIón, el en­
trevistador mantuvo un silencio que significaba su aceptación
de esa realidad. Es en ese contexto que se ha expedido recien­
temente la Ley de Seguridad y Salud en el Trabajo N°29783,
publicada el 20 de agosto en el diario oficial El Peruano, que ­
como otros dispositivos- contiene una serie de aspectos que
encarecerán la formalización del sector laboral e incorpora san­
ciones de índole penal por su inobservancia, como veremos a
continuación.
En efecto, la norma impone obligaciones que en adelante
toda empresa deberá cumplir y establece la responsabilidad
penal de los empleadores o sus representantes que Incumplan
lo dispuesto eh la ley y en su próximo reglamento, este últi­
mo aún pendiente de expedición. Respecto de este punto es
importante tomar muy en cuenta que conforme a la Cuarta
Disposición Complementaria y Final de la nueva Ley de Segu­
ridad y Salud en el Trabajo se ha incorporado el arto 168-A al
Código Penal, sobre atentado contra las condiciones de segu­
ridad e higiene industriales.
Veamos qué es lo que textualmente refiere este
artículo:
«El que, infrihgiendo las normas de seguridad y salud
en el trabajo y estando legalmente obligado, no adopte las
medidas preventivas necesarias para que los trabajadores
desempeñen su actividad, poniendo en riesgo su vida, salud
o integridad física, será reprimido con pena privativa de li­
bertad no menor de dos años ni mayor de cinco».
Si, como consecuencia de una inobservancia de las normas
de seguridad y salud en el trabajo, ocurre un accidente de traba­
jo con consecuencias de muerte o lesiones graves, para los tra­
bajadores o terceros, la pena privativa de libertad será no me­
norde cinco años ni mayor de diez años».
Nótese que la conducta necesaria para que se aplique este ar­
ticulo es la omisión de la implementación de las medidas preven­
tivas incluidas en la ley, por lo que en adelante los representan­
tesde los empleadores deberán ser extremadamente cautelosos
a fin de no verse inmersos en este tipo de responsabilidad, por
a:::::; Flatándose de personas jurídicas el representante per sé
que resultará responsable es en primer término el ge­
rente general, ello, claro está, sin perjUICio de aque­
llos otros representantes que por su especialidad
también puedan comprenderse como responsables, tales como ge­
rentes de seguridad, gerentes de recursos humanos, etc. Asimismo,
las empresas tendrán la calidad de terceros civilmente responsables.
La nueva leyes pues bastante drástica ya que su inobservancia
genera este tipo de sanción penal. Nos preguntamos ¿en un en­
torno de alta informalidad, lo detallado constituye un deSincenti­
vo más para la formalización de la actividad laboral en los distintos
sectores económicos y con mayor razón para el sector miner0
7
Queda claro que esta ley crea nuevas obligaCiones para los em­
pleadores y por lo tanto, sobrecostos laborales que hasta ahora
no se producían. Cabe preguntarse entonces si el grueso de em­
pleadores, sean personas naturales o jurídicas, se encontrarán en
la capacidad económica inmediata de asumir estos sobrecostos o
si por el contrario no lo podrán solventar, y si en ese caso hubie­
ra sido preferible que estas medidas se incorporen gradualmen­
te, más aun si la ley no ha sido debatida en el Consejo Nacional
del Trabajo.

Su empresa necesita un Equipo Premium reconocido mundialmente

Nuevamente
rl_
HYSTER
en el Perú
8D allos fabricando MONTACARGAS
HYSTER. La gama mas completa de Montacargas
para todo tipo de aplicacíón desde 1 a 45 toneladas.
• (PI!*
• OpIt./'lIdotU
• Puerloi
..Empr8•••
"" ¡' ,. .¡
.. !ti.; l ..
h '-,"lc,1 ,'12, 1 "i' , 1. F, C,', ' 1
[11..
' .:J '
Cl:r\trj11 óS"·7'74T .; _:.-­
31
A continuación enumeramos algunas de las medidas preventivas que trata
esta ley:
1.- El empleador debe exponer la política de la empresa en lo relacionado al
sistema de seguridad y salud en el trabajo. Esta política debe prepararse
en consulta con los trabajadores ysus representantes (artículo 22°).
2.- Toda empresa que cuente con veinte o más trabajadores debe contar con
un comité de seguridad ysalud en el trabajo, constituido por representan­
tes del empleador ydel trabajador en forma paritaria (artículo 29°)·
3.- Las empresas con menos de veinte trabajadores debe contar con un su­
pervisor de seguridad ysalud en el trabajo nombrado por los trabajadores
(artículo, 30°),
4,- Los trabajadores miembros del comité yel supervisor gozan de licencia con
goce de haber yfacilidades para el desarrollo de sus funciones (artículo 32°).
5.- Las empresas con veinte o más trabajadores deben elaborar su regla­
mento interno de seguridad y salud en el trabajo (artículo 34°)·
6.- Toda empresa debe elaborar un estudio de línea de base con el diag­
nóstico de seguridad y salud en el trabajo (artículo 37°).
7.- Para verificar el avance de la implementación de las políticas y siste­
ma de seguridad y salud en el trabajo, el empleador debe realizar au­
ditorías a cargo de profesionales independientes (artículo 43°).
8.- Realizar exámenes médicos antes, durante y después del término de
la relación laboral (artículo 49°, inciso d).
9.- El empleador deberá pagar indemnizaciones a los trabajadores o a
sus derecho-habientes en razón a accidentes de trabajo o enferme­
dades ocupacionales por el incumplimiento de sus deberes de pre­
vención establecidos en la norma (artículo 53°).
10.- El empleador garantiza la seguridad y salud de los trabajadores de
sus empresas contratistas y sub-contratistas (artículo 68°),
11.- El empleador debe informar inmediatamente al Ministerio de Trabajo y
Promoción del Empleo (MTPE) acerca de los accidentes e incidentes pe­
ligrosos ocurridos. Los centros médicos en los que se produzca la primera
atención también deben informar al MTPE, Esta obligación también rige
por los trabajadores de las empresas contratistas ysub-contratistas (artícu­
los 82°, 83° Y84°)
12.-EI empleador debe llevar un registro de accidentes de trabajo, en­
fermedades ocupacionales e incidentes peligrosos, los mismos que
debe mantener en archivo por 10 años (artículo 87°),
lJ- En el sector Energia y Minas, las Direcciones Nacionales y las Direcciones
Regionales de Energía yMinas (DREM) son las que contratan y proporcio­
nan técnicos especializados para las inspecciones de los aspectos concer­
nientes a esta norma. En los demás sectores es el MTPE, el mismo que se
encuentra a carao del sistema de inSDecciones de trabaio (artículo Q70).
"Esta ley
crea nuevas
obligaciones
14.- Los inspectores pueden remitir al Minis­
terio Público como producto de su labor
un informe con los hechos ysujetos afec­
tados y que presuntamente puedan im­
plicar la comisión de un delito (articulo
99°)·
Entendemos que el objeto de la leyes
promoveruna cultura de prevención de ries­
gos laborales a cargo del empleador, lo cual
es positivoj pero este objetivo debe ceñirse
a nuestra realidad y no a otras. El Perú no es
un país del primer mundo y, ciertamente,
estos sobrecostos laborales restan compe­
titividad a nuestra economía. En este sen­
tido, la licencia que con goce de haber se
concede al supervisor y a los miembros del
comité de seguridad y salud en el trabajo,
el estudio de línea de base con el diagnós­
tico de seguridad y salud en el trabajo y las
auditorías a cargo de profesionales inde­
pendientes que por cuenta del empleador
deberán efectuarse, entre otras medidas,
tendrán un costo importante que muchos
empleadores no se encontrarán en aptitud
de implementar rápidamente.
En lo referente al sector Energía y Minas,
la séptima disposición complementaria y fi·
nal de la Ley de Seguridad y Salud en el Em­
pleo ha derogado la Ley 28964, de tal forma
que OSINERGMIN ya no tiene competencias
de supervisión y fiscalización de actividades
mineras, las mismas que en adelante estarán
a cargo del Ministerio de Trabajo yPromoción
del Empleo, contando con la colaboración de
las direcciones nacionales y regionales del Mi­
nisterio de Energía y Minas para el nombra­
miento de los inspectores. Siendo un sector
sumamente especializado, esta transferencia
de competencias ha sido cuestionada y esti­
mamos que estas críticas tienen fundamento.
Recomendamos una minuciosa y aten­
ta lectura de la ley a fin de conocer sus al­
cances al detalle, estamos seguros de que
necesitará una serie de ajustes en función
de nuestra realidad y, cuando menos, un
espacio de tiempo razonable para su efec­
tiva aplicación.