Universidad

Tecnológica
Nacional
Facultad
Regional
Santa Fe
E
S
T
A
B
I
L
I
D
A
D
TEORÍA
Deformaciones
Ing. Hugo A. Tosone
Ayudante de TP:
Agosto de 2008
Profesor:
Ing. ELÉCTRICA
en FLEXIÓN
Ing. Federico Cavalieri
y
máx
z
y
L
y'max
P
Universidad
Tecnológica
Nacional
Facultad
Regional
Santa Fe
Ing. Hugo A. Tosone
Jefe de T.P.:
Profesor:
Ing. CIVIL
R
E
S
I
S
T
E
N
C
I
A

D
E

M
A
T
E
R
I
A
L
E
S
Ing. Alejandro Carrere
Deformaciones
en FLEXIÓN
Agosto de 2008
TEORÍA
L
a b
P
A
B
y
z
f1 fmáx
0.5L
RESISTENCIA DE MATERIALES DEFORMACIONES EN FLEXIÓN
FLEXION_DEFORMAC_2008b.doc - 01/ 10/ 2008 6:44:00
1
Apoyo didáctico para las Asignaturas:
Resistencia de Materiales y Estabilidad de las Carreras de Ingeniería
Unidad temática: Deformación de las barras flexionadas
Contenidos:
Deformaciones en la flexión pura plana.
Rotación relativa de las secciones.
Elástica de deformación.
Ecuación diferencial de la línea elástica.
Resolución mediante método analítico de integración.
Método del área de momentos. Método de la viga conjugada.
Deformación de vigas de momento de inercia variable.
Bibliografía :
- Resistencia de Materiales. Timoshenko S.
- Resistencia de Materiales Sloane A.
- Estabilidad II Fliess Enrique.
- Resistencia de Materiales Seely y Smith.
Nota: Esta guía, elaborada sobre la base de la bibliografía precitada y material propio, está
destinada exclusivamente al uso interno de las cátedras como medio de apoyo al
desarrollo de la Unidad Temática.



Ing. Hugo Tosone
RESISTENCIA DE MATERIALES DEFORMACIONES EN FLEXIÓN
FLEXION_DEFORMAC_2008b.doc - 01/ 10/ 2008 6:44:00
2
DEFORMACIONES DE LAS BARRAS FLEXIONADAS
En el proyecto de vigas interesa conocer las tensiones provocadas por las cargas que las
solicitan, como así también las deformaciones que ellas producen.
En muchos casos la deformación máxima suele ser condición determinante del cálculo.
Denominaciones usuales:
- Viga: barra recta prismática, sometida a fuerzas transversales a su eje longitudinal.
- Línea elástica: curva descripta por el eje centroidal longitudinal de la viga al producirse la
deformación.
- Flecha: desplazamiento del centroide de la sección transversal en la dirección perpendicular
al eje geométrico de la viga.
- Rotación o ángulo de giro: ángulo formado por la recta tangente a la línea elástica de la barra
flexionada con respecto al eje antes de la deformación.
flecha
línea
elástica
fig. 1-a fig. 1-b
P
ϕ
P
línea
elástica
flecha
rotación
rotación
ϕ

Flexión pura - Ecuación diferencial de la línea elástica
En lo que sigue se obtendrá una relación entre las cargas que actúan en la viga y la
deformación elástica que producen.
Esta relación incluirá la rigidez del material, expresada por su módulo de elasticidad E, como
así también las dimensiones de la sección transversal.
A la expresión que se obtendrá se la conoce con el nombre: “Ecuación diferencial de la
Línea Elástica”.
Se estudiará primero la deformación en el caso de flexión pura plana, es decir, la producida
solo por el momento flector, aceptando como válidas todas las hipótesis y limitaciones
utilizadas en el desarrollo de la teoría de la flexión pura.
Sea AmnB (fig. 2) la línea elástica de una viga sometida a flexión pura, es decir que la
deformación es provocada sólo por la acción de momento flector.
Considerando un pequeño tramo de la viga entre dos secciones adyacentes m y n
separadas por una distancia “ds” medida sobre la línea elástica, las cuplas de momento “M”
que actúan en ambas secciones, producen un giro relativo dϕ entre las mismas.
Debido a que luego de la deformación las secciones se mantienen planas y perpendiculares
al eje centroidal longitudinal, el ángulo de giro relativo dϕ entre ambas secciones es el mismo
giro relativo de las tangentes a la línea elástica en los puntos m y n.
En los casos generales de la práctica, las flechas son muy pequeñas, variando y
max
entre
0.01 a 0.001 L, mientras que las rotaciones son del orden de la milésimas de radian.
Por tal motivo y en base a las figs. 2 y 3 se pueden admitir las siguientes aproximaciones:
RESISTENCIA DE MATERIALES DEFORMACIONES EN FLEXIÓN
FLEXION_DEFORMAC_2008b.doc - 01/ 10/ 2008 6:44:00
3
dz ds ≅ [1-a]
dz
dy
tg · ≅ ϕ ϕ
[1-b]
Para el sector circular “omn” de ángulo dϕ,
en el que ρ es el “radio de curvatura” y “o” el
centro de curvatura, es:
ϕ ρ d ds . ·

en consecuencia la curvatura resulta:
ds

ρ
·
1

Teniendo en cuenta las equivalencias [1] se
obtiene:

,
_

¸
¸
·
ϕ
·
ρ dz
dy
dz
d
dz
d 1

resultando:
2
2
1
dz
y d
·
ρ
[2]
Al deformarse la viga, las fibras longitudinales se transforman
en arcos circulares concéntricos de longitudes proporcionales a
sus radios, fig. 4.
El eje de la viga, que forma un arco de radio ρ, mantendrá en
“mn” su longitud “ds” por estar en el plano de fibras neutras.
Una fibra genérica ubicada en la coordenada “y”
experimentará una deformación ε.
Por comparación de los sectores circulares “m o n“ y “m
1
o n
1

se obtiene:
y
ds ds ds
+ ρ
+
·
ρ
⋅ ε

Simplificando “ds” y operando algebraicamente queda:
ε ρ ρ ρ . + · + y

eliminando ρ: ε ⋅ ρ · y ó
y
ε
ρ
·
1
[3] siendo:
E I
y M
E x
z


·
σ
· ε

σ
z
es la tensión por flexión en la fibra de coordenada “y”.
Reemplazando ε en la expresión [3] de la curvatura se
obtiene:
x I E
M 1

·
ρ
[ 3´ ]
Sin embargo en el sistema de ejes coordenados
adoptado, un momento flector positivo produce curvatura
negativa, como se observa en la figura 5.
z
y
ϕ
dz
m
ds
n
ρ

o
z

M
M
fig. 2
A B
y
z
ϕ
tg ϕ
fig. 3
M
M
ds+ε.ds
m n
ds y
ρ

m1
n1
fig.4
y+
M+
M+
z
fig. 5
RESISTENCIA DE MATERIALES DEFORMACIONES EN FLEXIÓN
FLEXION_DEFORMAC_2008b.doc - 01/ 10/ 2008 6:44:00
4
La curvatura entonces se debe expresar del siguiente modo:
x I E
M 1

− ·
ρ
[3´´]
Comparando [2] y [3´´] se obtiene:
x I E
M
dz
y d
2
2

− ·
[4]
La [4] es la “ecuación diferencial aproximada de la línea elástica”.
La expresión [3´´ ] muestra que la curvatura es directamente proporcional al momento flector
en la sección. Por lo tanto a mayor momento flector, mayor será la curvatura, creciendo
proporcionalmente también las tensiones.
Para este caso en el que el momento flector “M” es constante, la curvatura resulta constante
y en consecuencia la línea elástica en ese tramo será un arco de circunferencia.
Del análisis matemático, la curvatura de una línea definida por una función y=f(z) es:
2
3
2
2
2
dz
dy
1
dz
y d
1
1
]
1

¸

,
_

¸
¸
+
·
ρ

Por comparación, la ecuación diferencial de la línea elástica [4] es una solución aproximada,
que se ha logrado despreciando el factor (dy/dz)
2
.
Los errores que se cometen son insignificantes si las deformaciones son pequeñas ya que
en ese caso la magnitud de (dy/dz)
2
es despreciable en comparación con la unidad.
En las vigas muy delgadas, para las que la flecha puede ser relativamente grande, no puede
hacerse esta simplificación debiendo utilizarse la expresión exacta de la curvatura, con lo que
se obtiene la siguiente ecuación diferencial exacta para la línea elástica:

,
_

¸
¸
· ϕ

− ·
1
1
]
1

¸

,
_

¸
¸
+
dz
dy
arctg siendo .
I E
M
dz
dy
1
dz
y d
] 5 [
x
2
3
2
2
2

Resolución:
La ecuación diferencial de la línea elástica permite obtener la pendiente (ángulo de giro o
rotación) y los desplazamientos transversales (flecha) mediante la doble integración de esa
ecuación del siguiente modo:
Siendo:
x I E
M
dz
y d
2
2

− ·
integrando una vez se obtiene la pendiente o rotación:

+ · · ϕ ⋅

− dz C
dz
dy
Ix E
M
1
en la que C
1
es una constante de integración..
Integrando de nuevo se obtiene la ecuación de la línea elástica:

,
_

¸
¸


+ ⋅ + · − dz z C C y dz
Ix . E
M
1 2 Las constantes de integración C
1
y C
2
se obtienen
en cada caso particular haciendo uso de las condiciones de contorno o de borde y las
RESISTENCIA DE MATERIALES DEFORMACIONES EN FLEXIÓN
FLEXION_DEFORMAC_2008b.doc - 01/ 10/ 2008 6:44:00
5
ecuaciones de continuidad. Ellas son condiciones particulares que consisten en el conocimiento
de la pendiente y de la flecha en ciertas secciones de la viga.
Por ejemplo, en la viga empotrada de la figura 6-a ocurre que en la sección empotrada (z=0)
son nulas tanto la rotación como así también la flecha.
En el caso de la viga de la figura 6-b (con deformación simétrica respecto del centro) son
nulas las flechas en ambos extremos y es nula la pendiente en el punto medio.
Usando dos de esas condiciones se logran resolver las dos constantes C
1
y C
2
.
ϕ=0
fig. 6-b fig. 6-a
y+
z
M+
M+
M+
y
A
B
z
y=0
y=0 y=0
ϕ=0

Flexión transversal: existe esfuerzo de corte Q?0, siendo M

=f (z)
La ecuación diferencial de la línea elástica obtenida para flexión pura, puede utilizarse en el
caso de flexión transversal ya que la influencia del esfuerzo de corte en la curvatura es muy
pequeña y prácticamente puede despreciarse para muchos casos que se presentan en la
práctica (ver Resistencia de Materiales, Tomo I, Timoshenko, página 162).
En tal caso el momento flector será variable con “z” y se deberá introducir la función M(z) en
la ecuación diferencial de la línea elástica, la que se expresa del siguiente nodo:
( )
x I E
z M
dz
y d
2
2

− ·
[6]
Vigas de sección variable en forma continua: I
x
=f(z)
La teoría desarrollada puede aplicarse a vigas de
sección variable (fig. 7) sin cometer error apreciable,
siempre que la variación de la sección sea continua y
suave: inclinación de la generatriz de la viga no mayor de
15º a 20º, quedando la ecuación del siguiente modo:
( )
( ) z I . E
z M
dz
y d
x
2
2
− ·
[7]
Viga con varios tramos con distinto estado de solicitación (sección constante)
Cuando la viga estaba solicitada en toda su longitud por un momento flector definido por una
única función, al realizar la integración surgen solamente dos constantes arbitrarias C
1
y C
2
.
En cambio, si en la viga actúan varias fuerzas,
fig.8, habrá tramos con distinto estado de solicitación
(diferentes funciones para el momento flector).
En consecuencia será necesario plantear la
ecuación diferencial de la línea elástica para cada
tramo y entonces el número de constantes de
integración resultará ser el doble que el número de
tramos.
fig. 7
fig. 8
RESISTENCIA DE MATERIALES DEFORMACIONES EN FLEXIÓN
FLEXION_DEFORMAC_2008b.doc - 01/ 10/ 2008 6:44:00
6
Para calcularlas hace falta un número suficiente de ecuaciones, las que se obtienen
utilizando las condiciones de borde o contorno y las condiciones de continuidad: igualdad de
flecha y pendiente en las secciones comunes a dos tramos contiguos.
Para el caso de la figura corresponden 6 constantes por lo que hay que plantear seis
ecuaciones: flecha nula en los dos apoyos (2 ecuaciones) e igualdad de flecha y rotación en los
puntos de aplicación de las dos cargas (4 ecuaciones).
Vigas con tramos de diferente sección
La teoría de la deformación que ha dado origen a la
ecuación diferencial de la línea elástica no es más que
un corolario de la teoría de la flexión y por lo tanto le
son aplicables todas las hipótesis establecidas en esa
teoría, incluida la que establece que la sección
transversal de la viga debe ser uniforme.
No obstante se ha comprobado que la aplicación de la teoría de la deformación para el
cálculo de flechas en vigas con tramos de secciones diferentes, no introduce errores de
importancia.
En consecuencia, los desplazamientos pueden obtenerse dividiendo la viga en tramos
caracterizados por las cargas (función momento flector) y por los cambios de las secciones
transversales, planteando la ecuación diferencial de la línea elástica, para cada tramo con igual
sección e igual función M(z):
x I E
) z ( M
dz
y d
2
2

− ·

mediante la doble integración se pueden obtener las funciones que definen las rotaciones y las
flechas en cada uno de los tramos.
De la primera integración se obtiene para cada tramo:

+ · · ϕ ⋅

− dz C
dz
dy
Ix E
M
1
.
Integrando de nuevo se obtiene para cada tramo:

,
_

¸
¸


+ ⋅ + · − dz z C C y dz
Ix . E
M
1 2
Entonces por cada tramo surgen dos constantes de integración que se resuelven por medio
de las condiciones en los apoyos de la viga y las condiciones de continuidad: igualdad de los
ángulos de giro e igualdad de flechas en la sección que separa dos tramos, por la derecha y
por la izquierda.
Para el caso de la figura 9 se debe dividir en 4 tramos, lo que genera 8 constantes.
En resumen, la línea elástica quedará definida por tantas funciones como tramos sean
considerados y se deberá resolver previamente un sistema de ecuaciones cuyo número
duplicará al número de tramos considerados.
Finalmente deberá ubicarse el tramo y la sección donde se produce la flecha máxima para
poder calcularla con la ecuación de la línea elástica correspondiente he dicho tramo. Dicho
tramo y sección se corresponderán con la abscisa para la que la pendiente sea nula.
fig. 9
RESISTENCIA DE MATERIALES DEFORMACIONES EN FLEXIÓN
FLEXION_DEFORMAC_2008b.doc - 01/ 10/ 2008 6:44:00
7
Ejemplo de dos tramos con secciones diferentes.
Se denominará: tramo nº1 al de la izquierda y
tramo nº2 al de la derecha.
En este caso particular, la función momento
flector M(z) será la misma para ambos tramos
M(z)=-P.z
Los momentos de inercia I
1
e I
2
son distintos
por ser distintas las secciones.
Primera integración: se obtienen dos ecuaciones
de la pendiente “ y´ ”: una para el tramo nº1 con
momento de inercia I
1
y otra para el tramo nº2 con momento de inercia I
2
. Surgen dos
constantes de integración: C
1
´ y C
2
´ respectivamente.
Ellas se pueden resolver con la ecuación de continuidad: la pendiente “y´ ” es la misma para
ambas ecuaciones en z=a, como así también sabiendo que para z=L es y´= 0 en la ecuación
de la pendiente del tramo nº2.
Integrando nuevamente se obtienen dos ecuaciones de “y” con dos nuevas constantes de
integración C
1
” y C
2
” para los tramos nº1 y 2 respectivamente.
Ellas se pueden resolver sabiendo que la flecha “y” es la misma para ambas ecuaciones en
z=a y sabiendo que y=0 para z=L en la ecuación correspondiente al tramo nº 2.
Se obtienen entonces dos ecuaciones para la pendiente y dos ecuaciones para la flecha, por
existir dos tramos.
Para obtener la pendiente máxima y flecha máxima se debe reemplazar z=0 en las
ecuaciones correspondientes al tramo nº1.
Aplicación por doble integración:
Viga de sección transversal uniforme, sobre dos apoyos y con carga “q”
El momento flector en la sección de coordenada “z” es:
( ) ( )
2
2
A
z z L
2
q
2
z
q z
2
L q
2
z
z q z R z M − ⋅ · −

· ⋅ ⋅ − ⋅ ·

La ecuación diferencial de la línea elástica es:
x I E
) z ( M
dz
y d
2
2

− ·
ó ( ) z M y I E x − ·
′ ′
⋅ ⋅
Reemplazando M(z) queda:
( )
2
z z L
2
q
y I E x − ⋅ − · ′ ′ ⋅ ⋅

Pendiente: Integrando se obtiene:

,
_

¸
¸
+ − − · ′ ⋅ ⋅
1
3 2
C
3
z
2
z
L
2
q
y Ix E

Para calcular C
1
se examina la viga en busca de un lugar donde sea conocido y´. Por
simetría ello ocurre en el punto medio para z=L/2 donde y´=0 por lo tanto:

,
_

¸
¸
+ ⋅ − ⋅ − ·
1
3 2
C
8
L
3
1
4
L
2
L
2
q
0
de donde:
12
L
8
L
24
L
C
3 3 3
1
− · − ·

fig. 10-a
B
2
C
1
P
A
L
I1
I1
línea elástica
q
z
q.z
B A
RA L
fig. 10-b
RESISTENCIA DE MATERIALES DEFORMACIONES EN FLEXIÓN
FLEXION_DEFORMAC_2008b.doc - 01/ 10/ 2008 6:44:00
8
Reemplazando C
1
queda:
( )
3 3 2
3 3 2
L z 4 z L 6
24
q
12
L
3
z
2
z
L
2
q
y I E x − − ⋅ − ·
,
_

¸
¸
− − − · ′ ⋅ ⋅
o también:
( )
3 2 3
L z L 6 z 4
I E 24
q
y
x
+ ⋅ − ⋅
⋅ ⋅
·

[8]
La [8] es la ecuación de la pendiente o rotación de la línea elástica.
Pendiente máxima:
Ocurre en los apoyos para z=0 y para z=L (iguales en este caso particular)
En A, para z = 0:
x
B A max
I E 24
L q
y y y
3
⋅ ⋅

· ′ · ′ · ′ [9] (en B es negativa)
Línea Elástica: i ntegrando la ec. de y´ pasando previamente “E.Ix” al primer miembro queda:
2
3
3 4
C z L
3
z
L 6
4
z
4
24
q
y I E x +
,
_

¸
¸
⋅ + − · ⋅ ⋅

Para calcular C
2
se busca un lugar donde “y” sea conocida, lo que ocurre en los apoyos.
Para z=0 es y=0 resultando C
2
=0. Reemplazando C
2
=0 queda:
( ) z . L z . L 2 z
24
q
y I E
3 3 4
x + − · ⋅ ⋅
ó ( ) z L z L 2 z
I E 24
q
y
3 3 4
x
⋅ + ⋅ −
⋅ ⋅
· [10]
La [10] es la Ecuación de la línea elástica.
Flecha máxima:
Por simetría ocurre en el centro (donde y´=0). Para z=L/2 queda:

,
_

¸
¸
⋅ + −
⋅ ⋅
·
2
L
L
8
L
. L 2
16
L
I E 24
q
y
3
3 4
x
max
ó
( )
4 4 4
max
L 8 L 4 L
16 . I E 24
q
y
x
+ −
⋅ ⋅ ⋅
·

Finalmente se obtiene:
x I E 384
L q 5
y
4
max
⋅ ⋅
⋅ ⋅
· [11]
Nota: para resolver las constantes de integración puede también establecerse que es y=0 tanto
para z=0 como para z=L, con lo que se obtienen dos ecuaciones para resolver C
1
y C
2
, como
puede verse en “ESTABILIDAD II” de “Enrique Fliess”.
RESISTENCIA DE MATERIALES DEFORMACIONES EN FLEXIÓN
FLEXION_DEFORMAC_2008b.doc - 01/ 10/ 2008 6:44:00
9
Casos frecuentes y sus soluciones

Caso Viga Descripción Pendiente Máxima Flecha Máxima
1
L/2 L/2
P

Viga apoyada con
carga concentrada
en el punto medio
de la luz.
X
2
I E 16
L . P
⋅ ⋅

X
3
I E 48
L P
⋅ ⋅


2
L
q

Viga apoyada con
carga
uni formemente
repartida.
X
3
I E 24
L q
⋅ ⋅


X
4
I E 384
L q 5
⋅ ⋅
⋅ ⋅

3
L
P

Viga volada con
carga concentrada
en el extremo libre.
X
2
I E 2
L P
⋅ ⋅


X
3
I E 3
L P
⋅ ⋅


4
L
q

Viga volada con
carga
uniformemente
repartida.
X
3
I E 6
L q
⋅ ⋅


X
4
I E 8
L q
⋅ ⋅


5
L
M

Viga volada con un
par de momento M
en el extremo libre.
X
I E
L M



X
2
I E 2
L M
⋅ ⋅


6
L
a
P
a
P

Viga apoyada con
dos cargas
concentradas,
iguales y simétricas.
( ) L a
I E 2
a P
X




( )
2 2
X
a 4 L 3
I E 24
a P




7
a
L
b
P

Viga apoyada con
carga concentrada
no simétrica.
( ) b L 2
I E L 6
b a P
X

⋅ ⋅ ⋅
⋅ ⋅

( )
X
2 / 3
2 2
I E L 3 9
b L b P
⋅ ⋅ ⋅
− ⋅ ⋅

3
b L
z
2 2
0

·

8
q
L

Extremos
empotrados y carga
uniformemente
repartida
(hiperestático).
X
4
I E 384
L q
⋅ ⋅



RESISTENCIA DE MATERIALES DEFORMACIONES EN FLEXIÓN
FLEXION_DEFORMAC_2008b.doc - 01/ 10/ 2008 6:44:00
10
9
L/2
P
L/2

Extremos
empotrados y carga
concentrada en el
punto medio de la
luz (hiperestático)

X
2
I E 192
L P
⋅ ⋅


10
L
máx

Viga volada con
carga variable
linealmente.
X
3
I E 24
L q
máx
⋅ ⋅

X
4
max
I E 30
L q
⋅ ⋅




Conclusiones obtenidas para el caso n°7 de la tabla:
Viga apoyada en los extremos, con una fuerza P aplicada en un punto intermedio definido
por el parámetro a=a/L.
La variación de la magnitud y posición de la flecha máxima está indicada con un punto de
acuerdo a la posición de la carga P.
Importante: se observa que cuando la carga se encuentre muy próxima al apoyo derecho, la
abscisa de la flecha máxima apenas se ha corrido a la derecha del centro de la viga (≅0.57L)
por lo que para cualquier posición de la carga P la flecha máxima ocurre entre las abscisas:
0423.L y 0577.L
P
P
P
RB RA
a
z
L
η=
η z/L (punto de la elástica considerada)
α=
yo: flecha máxima para
a=L/2 que corresponde a:
α=0.5
a/L
y0
a
L
z
L
0.2
0
0.4
0.6
0.8
1.0
α
·
0
.
9
0.4
0.2
0.6 1.0 0.8
P
α
·
0
.
7
α
·
0
.
8
ymax
α
·
0
.
5
α
·
0
.
6
P
P
.
RESISTENCIA DE MATERIALES DEFORMACIONES EN FLEXIÓN
FLEXION_DEFORMAC_2008b.doc - 01/ 10/ 2008 6:44:00
11
Método de la viga conjugada
Entre los contenidos de Estática, específicamente en el tema “Solicitaciones Característicos
en Vigas”, se estudió la relación funcional entre la carga “q”, el esfuerzo de corte “Q” y el
momento flector “M”, los que se vinculaban por medio de las expresiones siguientes:
Q
dz
dM
·
[12]
q
dz
dQ
− ·
[13]
En las expresiones [12] y [13] las variables q, Q y M son en realidad funciones de la
coordenada z.
Al estudiar deformaciones en flexión se obtuvo la ecuación diferencial (aproximada) de la
Línea Elástica para vigas con pequeña deformación:
x I E
M
dz
y d
2
2

− ·
que implica:
Ix . E
M
dz
dy
dz
d
− ·

,
_

¸
¸
siendo:
ϕ ·
dz
dy

quedando finalmente:
ϕ ·
dz
dy

Ix . E
M
dz
d
− ·
ϕ

si en ellas se efectúa un cambio de nomenclatura haciendo:
* M y · * Q · ϕ * q
I E
M
x
·


las expresiones consideradas quedan del siguiente modo:
* Q
dz
* dM
· [14] * q
dz
* dQ
− · [15]
Comparando las expresiones [12] y [13] con las [14] y [15] se comprueba que tienen la
misma forma matemática.
Con las expresiones [12] y [13], por doble integración se pueden obtener las funciones
esfuerzo de corte “Q” y momento flector “M”. En esa operación aparecen dos constantes de
integración que se resuelven con oportunas condiciones particulares, ya que siempre es
posible conocer valores de “Q” y de “M” para determinados valores de “z”.
Sin embargo tal procedimiento no es el corrientemente utilizamos para cargas usuales
porque es más sencillo proceder por medio del método de las secciones, calculando Q y M en
un limitado número de secciones y uniendo luego con las correspondiente líneas para obtener
los diagramas de Q y M para cada tramo de la viga.
Quiere decir que si para resolver las funciones Q y M en las vigas sometidas a un estado de
carga “q”, se puede utilizar la doble integración pero también el método de las secciones,
entonces para resolver las funciones Q* y M* sería también posible proceder de modo
semejante.
Utilizando el método de las secciones al resolver Q* y M*, se estaría resolviendo en realidad
la pendiente “ϕ” y flecha “y”, cuestiones que por doble integración de la ecuación diferencial de
la línea elástica pueden resultar más complicado aún para cargas relativamente sencillas o
para más de una o dos cargas.
RESISTENCIA DE MATERIALES DEFORMACIONES EN FLEXIÓN
FLEXION_DEFORMAC_2008b.doc - 01/ 10/ 2008 6:44:00
12
Es necesario entonces “crear” una nueva viga denominada Viga Auxiliar, Viga Ficticia o Viga
Conjugada (VC) de la viga real (VR), a la que se le aplique la carga ficticia q* que es en
realidad el diagrama de momento flector de la viga real, dividiendo por la rigidez “E Ix” .
Al diagrama de q* obtenido por medio de ese cociente se lo denomina “diagrama de
momentos reducidos”.
Al esfuerzo de corte Q* y al momento flector M* que se obtienen en determinadas secciones,
operando con la carga ficticia q* de la VC, se los denomina “esfuerzo de corte ficticio” y
“momento flector ficticio”.
Ahora bien, para que exista correspondencia entre las deformaciones “ϕ” e “y” de la VR y los
esfuerzos de corte y momento flector ficticios Q* y M* de la VC, es necesario que en ciertas
secciones de la viga conjugada se impongan determinadas condiciones.
Los siguiente ejemplos aclaran la idea.
Viga articulada en sus extremos
Por simplicidad se le coloca una carga distribuida q
pero podría ser cualquier otra carga, fig. 11.
Con líneas de trazos, se indica en la VR la forma de
la línea elástica.
Como se observa, en los apoyos la flecha es nula
pero la pendiente es no nula, por lo que en la VC, el
momento flector ficticio M* deberá ser nulo y el esfuerzo
de corte ficticio Q* deberá ser no nulo.
Para que estas condiciones se cumplan, los extremos
de la VC deben ser apoyos articulados.
Viga empotrada en un extremo.
Por consideraciones similares que surgen de la
observación de la figura 12, se deduce que el extremo
empotrado de la VR se convierte a extremo libre en la
VC, mientras que el extremo libre de la VR se convierte
a extremo empotrado en la VC.
Viga sobre dos articulaciones, con un voladizo
El extremo A por similitud con el primer caso queda
como extremo articulado (fig.13), mientras que el
extremo derecho, por el segundo caso se transforma
en empotrado.
En el apoyo articulado intermedio (VR), la
pendiente es no nula pero la flecha es nula, lo
que implica que en la VC deberá ser Q* no nulo,
mientras que M* debe ser nulo. Ello es posible si
en la VC se coloca una articulación flotante en
dicho lugar.
q
B A
fig. 11
yA=0
ϕA≠0
yB=0
ϕB≠0
q*
B A
M*A·0
Q*A≠0
M*B·0
Q*B≠0
V.R
V.C
línea
elástica
+
M*B·0
Q*B·0
línea
elástica
P
V. R
V.C
q*
-
A B
fig. 12
yA≠0
ϕA≠0
M*A≠0
Q*A≠0
A
B
yB=0
ϕB=0
yB=0
ϕB≠0
M*B·0
Q*B≠0
B A
fig. 13
q*
B
A
V.R
V.C
línea
elástica
P
-
RESISTENCIA DE MATERIALES DEFORMACIONES EN FLEXIÓN
FLEXION_DEFORMAC_2008b.doc - 01/ 10/ 2008 6:44:00
13
Viga con articulación flotante intermedia
Los extremos izquierdo y derecho se
resuelven por similitud con el primero y
segundo caso.
En la articulación flotante de la VR, tanto la
pendiente como la flecha son no nulos, por lo
que en la VC Q* y M* deberán ser no nulos.
Además como en la VR la pendiente es
diferente, a la derecha y a la izquierda de la
articulación B, en al VC, Q* debe ser distinto a
ambos lados de B.
Ambas cosas se cumplen si en la VC se
coloca un apoyo articulado en B.
Forma de proceder:
La secuencia para la determinación de las deformaciones es la siguiente:
1) Se construye el diagrama de momentos flectores de la viga real.
2) Se establecen los apoyos para la VC en función de los apoyos de la VR.
3) Se carga la viga conjugada con el diagrama de momentos reducidos.
4) Se calculan Q* y M* por el método de las secciones, en aquellos lugares donde se quiere
conocer la pendiente “ϕ” o la flecha “y”.
Solución gráfica:
En los casos sencillos estas determinaciones pueden hacerse en forma analítica. En casos
más complejos se divide el diagrama de momentos reducidos en franjas de ancho ∆z y de área
(M / E Ix ).∆z, que se sustituyen por fuerzas ficticias verticales equivalentes, concentradas en
sus centroides. De este modo en lugar de una curva se obtiene un polígono funicular al trazar
el diagrama de M*, cuyos lados son tangentes a la línea elástica bajo las verticales que
separan los segmentos ∆z y también en los extremos de la viga.
Importante: el método de la viga conjugada es cómodo para la determinación de
desplazamientos de algunas secciones (aisladas) de las vigas, especialmente cuando es fácil
obtener las áreas y los centroides de los diagramas de de momentos flectores
correspondientes a la carga dada.
Regla de signos:
Para que se mantengan las reglas admitidas para los signos de las flechas y los ángulos de
giro de la sección, el diagrama positivo de los momentos flectores en la viga se debe interpretar
como carga ficticia que actúa hacia abajo, y a la inversa para el diagrama de los momentos
flectores negativos.
B
ϕB≠0 ; (ϕB*) ≠ (ϕB*)
M*B≠0
Q*B≠0 ; (Q*B) ≠ (Q*B )
fig. 14
B
A
P
C
V.R
V.C A
+
q*
-
línea
elástica
-
B
C
- +
+
RESISTENCIA DE MATERIALES DEFORMACIONES EN FLEXIÓN
FLEXION_DEFORMAC_2008b.doc - 01/ 10/ 2008 6:44:00
14
Variantes para la carga ficticia q*
Material no uniforme y sección no uniforme:
En los casos de vigas en las cuales tanto “E” como “Ix” pueden variar a lo largo de ella,
entonces se debe considerar a la carga ficticia en la forma: q*=M/(E.Ix) para la viga conjugada,
obteniéndose directamente la pendiente y la flecha en la sección en estudio:
* Q y ·

y * M y ·
Un solo material y sección variable:
Si E=cte. se puede considerar a q*=M/I
x
(z) como carga ficticia y al final del cálculo dividir los
resultados por “E”, resultando entonces:
E
* Q
y ·
′ y
E
* M
y ·
Un solo material y sección constante.
Como en este caso es E.Ix=cte. , entonces se puede considerar q*=M como carga ficticia, y
al final del cálculo dividir por “ E.Ix ” los resultados obtenidos, resultando:
x I E
* Q
y

· ′ y
x I E
* M
y

·

Elementos geométricos auxiliares para el cálculo de M* y Q*
Para poder calcular esfuerzos de corte Q* y momentos flectores M* en la viga conjugada VC,
se brindan a continuación algunas expresiones para calcular áreas y posición del centroide (o
baricentro) para las formas más frecuentes de los diagramas de momentos o de momentos
reducidos.
h
x
L
x=(L+c)/3
c
G
G G
h
x
G
L
A=2L.h/3
x=3L/8
Parábola 2° grado
x
G
h
L
L
h G
x
Parábola cúbica
Parábola cúbica
A=L.h/4
x=L/5
A=3L.h/4
x=2L/5
AREAS Y POSICION DEL CENTROIDE
x
h
x=L/4
A=L.h/3
L
Parábola 2° grado
L
x
h
Triángulo
x=L/3
A=L.h/2
A=L.h/2
Triángulo

RESISTENCIA DE MATERIALES DEFORMACIONES EN FLEXIÓN
FLEXION_DEFORMAC_2008b.doc - 01/ 10/ 2008 6:44:00
15
Ejemplo 1: Viga con extremos articulados y carga distribuida uniforme “q”
Para la viga representada de material
único y sección constante, para la cual se
suponen conocidos q, L, E, Ix, obtener las
expresiones de la pendiente máxima y de la
flecha máxima.
Resolución:
Como la viga es de rigidez constante
(E.Ix=cte) entonces la carga ficticia para la
viga conjugada es q*=M, donde M
representa el diagrama de momentos
flectores de la viga real, que como se sabe
es un arco de parábola de segundo grado.
Vínculos:
Los apoyos de la viga conjugada serán
idénticos a los de la viga real según los conceptos ya vistos en la teoría.
Por razones de simetría la flecha máxima ocurrirá en el centro, además la pendiente máxima
en los apoyos, como surge de la línea de trazos representativa de la línea elástica de la VR.
Pendiente máxima: ocurre en los apoyos.
Como el esfuerzo de corte en el apoyo A de la viga conjugada es: Q
A
*=R
A
* entonces:
x
*
A
x
*
A
máx máx
I E
R
I E
Q
y
´

·

· · ϕ

siendo:
CD AC
3
2
) ADC ( Área R
*
A
⋅ ⋅ · ·
con:
8
L . q
M CD
2
max
· ·

resulta:
24
L q
8
L q
2
L
3
2
R
3 2
*
A

·

⋅ ⋅ ·
con lo que se obtiene:
x x I E 24
L . q
I E
Q
3 *
A
max
⋅ ⋅
·

· ϕ
que es la expresión de la pendiente máxima en ambos extremos.
Flecha máxima:
X
*
C
I E
M
y f
máx máx

· ·
y como:
16
L 5
24
L
q
16
L 3
2
L
24
L
q
2
L
8
3
24
L
q
2
L
R M
3 3 3
*
A
*
C

⋅ ⋅ ·

,
_

¸
¸

− ⋅ · ⋅ ⋅ ⋅ − ⋅ ·

entonces:
4 *
C
L q
384
5
M ⋅ ⋅ ·

finalmente resulta:
X
4
I E
L q
384
5
f
máx


⋅ ·
que es la expresión de la flecha máxima
3
8
R*A
3
q.L
24
C
L
2
2
q.L
8
D
fmax
q
B
A
fig. 15
q*
B A
VR
VC
línea
elástica
L
L/2
ϕmáx
RESISTENCIA DE MATERIALES DEFORMACIONES EN FLEXIÓN
FLEXION_DEFORMAC_2008b.doc - 01/ 10/ 2008 6:44:00
16
Ejemplo 2: Viga articulada en un extremo y con un voladizo
Para la viga con voladizo representada,
obtener las expresiones de la pendiente y de
flecha que ocurren en el punto de aplicación de
la carga, si se suponen conocidos los valores
de P, L, c, E, I
X
.
Resolución:
Para la viga conjugada, en este caso
corresponden los vínculos que se observan en
el criquis.
Para obtener la pendiente y la flecha en el
punto de aplicación de la carga de la VR, hay
que calcular el esfuerzo de corte Q
D
* y el
momento flector M
D
* en el empotramiento “D”
de la viga conjugada, producidos por las
fuerzas ficticia que actúan sobre ambos tramos de la viga conjugada, la que ahora está
compuesta por un tramo AB articulado en ambos extremos y una ménsula BD empotrada en D.
Por ser E.I
X
=cte, se utilizará como carga q* de la VC al diagrama de M de la viga real, que
por ser negativo produce fuerza ficticia hacia arriba.
Dichas fuerzas ficticias se obtienen evaluando el área de los triángulos que forman el
diagrama de momento. Se las considera aplicadas en los centroides de ambos triángulos tal
como se muestra en el croquis.
Al final se deberán dividir los resultados (Q
D
* y M
D
*) por “E.I
X
” para obtener la pendiente y la
flecha.
Cálculo de la reacción R*
A
de la viga AB:
Como B es una articulación, el momento de las fuerzas que actúan a la izquierda de B
resulta nulo. La fuerza ficticia P.c.L/2 se considera aplicada a L/3 de B. Resulta entonces:
0 L R
3
L
2
L c P
*
A
· ⋅ − ⋅
⋅ ⋅
de donde:
6
L c P
R
*
A
⋅ ⋅
·

Cálculo de la pendiente en D: se debe calcular el esfuerzo de corte Q
D
*:
( ) c c 3 L c 3 L c
6
P
2
c c P
2
L c P
6
L c P
2
c c P
2
L c P
R Q
*
A
*
D
⋅ ⋅ + ⋅ ⋅ + ⋅ − ·
⋅ ⋅
+
⋅ ⋅
+
⋅ ⋅
− ·
⋅ ⋅
+
⋅ ⋅
+ − ·

( )
2
c 3 L c 2
6
P
Q
*
D
⋅ + ⋅ ⋅ ·
La pendiente es entonces:
( )
2
c 3 L c 2
I E 6
P
X
D
⋅ + ⋅ ⋅
⋅ ⋅
· ϕ

Cálculo de la flecha en D: se debe calcular el momento flector M*
D
:

,
_

¸
¸
⋅ ⋅
⋅ ⋅
+

,
_

¸
¸
+ ⋅
⋅ ⋅
+ + ⋅ − · c
3
2
2
c c P
c
3
L
2
L c P
) c L ( R M
*
A
*
D
operando algebraicamente queda:
( )
3
c L c
3
P
M
2 *
D
+ ⋅ ·
y la flecha resulta:
( )
3
c L c
I E 3
P
y
2
X
D
+ ⋅
⋅ ⋅
·

L
ϕD
P.c
B A
fig.16
B
A
V.R
V.C
línea
elástica
P
-
D
c
fD
D
-
P.c.L P.c.c
2 2
P.c.L
2
1
3
R*A =
RESISTENCIA DE MATERIALES DEFORMACIONES EN FLEXIÓN
FLEXION_DEFORMAC_2008b.doc - 01/ 10/ 2008 6:44:00
17
39270
107.757
160.850
107.757
67.858
39270
59,4
54,1
45,3
55,2
61,4
42,4
31,7
32,4
33,1
20,5
15,5
DIAGRAMA DE
MOMENTOS
REDUCIDOS
o
H=4cm
1
2
3
4
5
6
7
8
1
2
3
4
5
6
7
8
10 10
P
104.167 62.500
20833 29.167
Y
=
3
,
6
6
c
m
145.833
102.083
DIAGRAMA DE
MOMENTOS
FLECTORES Y
MOMENTOS
RESISTENTES.
14 16cm 14
12
25cm 15 20cm 20 20 10 10
Problema n° (LIN 300) :
Para la viga representada, calcular la flecha máxima que provocará la
carga P de 5t, si el modulo de alasticidad es 2100000 kg/cm².
Verificar la resistencia de cada uno de los tramos si la tensión
admisible es de 400 kg/cm².
F1*
F2* F3*
F4* F5*
F6* F7*
F1*
F2*
F3*
F4*
F5*
F6*
F7*

RESISTENCIA DE MATERIALES DEFORMACIONES EN FLEXIÓN
FLEXION_DEFORMAC_2008b.doc - 01/ 10/ 2008 6:44:00
18
Resolución gráfica por el método de la viga conjugada.
(*) Nota para alumnos de Ingeniería Civil:
Si bien la presente resolución corresponde al componente de una máquina, el proceso de
resolución es exactamente el mismo para el caso de una viga de una estructura metálica,
adecuándolo al tipo de perfil que se utilice.
Longitudes: se presentan el la escala:
cm 1
cm 10
EL ·

Reacciones de vínculo: [kgf]
kgf 2917
120
70 . P
R
A
⋅ · ·

kgf 2083 2917 5000 R P R
A B
⋅ · − · − ·

En el proceso que sigue se realizan cálculos que están resumidos en la tabla que se
encuentra al final de la resolución.
En ella se resumen, tanto para la resistencia de la viga como así también el cálculo de las
fuerzas ficticias que permiten construir el polígono de fuerzas y el polígono funicular.
Este último permiten obtener el diagrama de momentos M* para la viga conjugada VC, que
en determinada escala representa la línea elástica y(z) de la viga real VR.
Momentos de inercia [cm
4
] se calculan con la expresión:
64
d
I
4
X
⋅ π
·

Módulos resistentes [cm
3
] con la expresión:
32
d
W
3
X
⋅ π
·

Momentos flectores [kgf.cm]. Las expresiones para los tramos a la izquierda y a la derecha de
la carga P son:
Tramo AE: M(z) = R
A
. z
Tramo EB: M(z) = R
A
. z – P (z – 50)
Se representan en la escala:
cm 1
cm . kgf 50000
: EM



Comprobación de la resistencia de cada tramo
Se representa tanto el diagrama de momentos flectores producidos por P como así también
los momentos resistentes de acuerdo al diámetro de cada tramo.
Por comparación se observa que los momentos resistentes (diagrama envolvente) están en
todos los casos por sobre la gráfica de los momentos flectores.
Momentos reducidos
Como todos los tramos son del mismo material y por ende poseen el mismo valor del módulo
de elasticidad E, para el diagrama de momentos reducidos se puede utilizar el cociente M/Ix y
al final dividir por E a los resultados de Q* y M*.
Los momentos reducidos quedan expresados en [kgf/cm
3
].
Se representan en la siguiente escala de momentos reducidos:
cm 1
cm / kgf 10
3



Apoyos de la viga conjugada
Corresponde colocar apoyos articulados en ambos extremos de acuerdo a lo visto en la
teoría.
RESISTENCIA DE MATERIALES DEFORMACIONES EN FLEXIÓN
FLEXION_DEFORMAC_2008b.doc - 01/ 10/ 2008 6:44:00
19
Fuerzas ficticias “F*” (para construir un polígono de fuerzas)
Se calculan evaluando las áreas de los triángulos y los trapecios. Es necesario ubicar los
centroides de cada uno de ellos, para aplicar en dichos puntos a cada una de las fuerzas F*.
Los centroides de los triángulos se ubican a dos tercios del lado inferior contado desde el
vértice y para los trapecios se utiliza el recurso gráfico que consiste en dividir en tres partes
iguales al lado inferior y trazar luego rectas que unen cada vértice superior con cada punto de
la división previa. El centroide se encontrará en la línea vertical que contiene al punto de
intersección de dichas rectas. La gráfica de resolución completa esta explicación.
Las fuerzas ficticias F* quedan expresadas en [kg/cm
2
].
Se adopta la siguiente escala para representarlas es:
cm 1
cm / kgf 500
* EF
2


·

Polígono de fuerzas y funicular
El polígono de fuerzas se construye usando la escala indicada. La distancia polar puede ser
cualquiera; sin embargo conviene ajustar la misma de modo que el polígono funicular que en
cierta escala representará los descensos (flechas de la línea elástica), brinde dichas flecha en
una escala sencilla, por ejemplo, que cada centímetro represente 1 décima de mm ya que las
deformaciones, como luego se comprobará, son de algunas décimas de mm.
Se sabe que los descensos serán: y = Y.EY / E en la que “Y” será la medida de cada
ordenada entre la línea de cierre y del funicular (referencia), mientras que “EY” es la escala
para convertir dichos valores de Y. Se divide por E por la elección que se hizo al principio para
el diagrama de momentos reducidos.
La escala EY para la conversión de las lecturas “Y” se compone de la siguiente manera:
H EL * EF EY ⋅ ⋅ ·
H es la distancia polar (recordar los conceptos de momento de fuerzas del curso de estática).
La flecha se obtiene entonces así:
E
H EL * EF
Y
E
H EL * EF Y
E
EY Y
y
⋅ ⋅
⋅ ·
⋅ ⋅ ⋅
·

·

Se pretende que:
cm 1
cm 01 , 0
cm 1
mm 1 , 0
E
H EL * EF


·


·
⋅ ⋅
o sea:
01 , 0
E
H EL * EF
·
⋅ ⋅

De donde:
EL * EF
E 01 , 0
H


·
resulta entonces:
cm 4
1
10
1
500
2100000 01 . 0
H ·


·

Flecha:
Una vez construido el polígono funicular, se traza una línea curva inscripta (tener en cuenta
que en realidad las cargas M / Ix son distribuidas), luego de lo cual se puede medir la ordenada
máxima (trazando una recta paralela a la línea de cierre) para calcular la flecha máxima,
resultando:
0,01 m c 3,36
E
H EL * EF
Y y
máx máx
⋅ ⋅ ·
⋅ ⋅
⋅ ·

Finalmente la flecha máxima resulta:

mm 0,336 cm 0,0336 y
máx
⋅ ≡ ⋅ ·


RESISTENCIA DE MATERIALES DEFORMACIONES EN FLEXIÓN
FLEXION_DEFORMAC_2008b.doc - 01/ 10/ 2008 6:44:00
20

TRAMO A-C C-D D-E E-F F-G G-H
Diámetro [cm] 10 14 16 16 14 12 10
Ix [cm4] 491 1886 3217 3217 1886 1018 491
Wx [cm3] 98 269 402 402 269 170 98
.Wx[kgf.cm] 39270 107757 160850 160850 107757 67858 39270
Sección A C D E F G H B
z [cm] 0 10 35 50 70 90 110 120
M [kgf.cm] 0 29167 102083 145833 104167 62500 20833 0
Momentos reducidos) [kgf/cm3]
Izquierda 0 59,4 54,1 45,3 32,4 33,1 20,5 0
Derecha 0 15,5 31,7 45,3 55,2 61,4 42,4 0
TRAMO A-C C-D D-E E-F F-G G-H H-B
Area (F*) 297 870 578 777 883 819 212
F*/EF* 0,59 1,74 1,15 1,56 1,77 1,64 0,42
ANÁLISIS DE LA RESISTENCIA Y DE LA DEFORMACIÓN
Momentos flectores aplicados
Momentos resistente (Diagrama envolvente)













Este material de apoyo didáctico, cuyos manuscritos originales fueran
preparados por el ex-profesor de la Cátedra “Estabilidad”, Ing. Guillermo
Pons, fue adaptado, modificado y ampliado, y está destinado exclusivamente
para el uso interno de las asignaturas “Estabilidad” de la carrera Ingeniería
Eléctrica y “Resistencia de Materiales” de la Carrera Ingeniería Civil, ambas de
la Facultad Regional Santa Fe de la U.T.N.
Colaboraron en la digitalización del presente trabajo los alumnos del curso
2005 de dela asignatura Estabilidad: Maximiliano Díaz y Juan P. Llorens.

Profesor: Ing. Hugo A. Tosone.
J.T.P.: Ingenieros: Federico Cavalieri y Alejandro Carrere.

Agosto de 2008.

DEFORMACIONES EN FLEXIÓN: RESUMEN DE FÓRMULAS, TABLAS
2
2
1
dz
y d
·
ρ
[2]
y
ε
ρ
·
1
[3]
x I E
M 1

− ·
ρ
[3´´]
Método de doble integración
Momento flector constante:
x I E
M
dz
y d
2
2

− ·
[4]

+ · · ϕ ⋅

− dz C
dz
dy
Ix E
M
1


,
_

¸
¸


+ ⋅ + · − dz z C C y dz
Ix . E
M
1 2
Momento flector variable: I cte.:
( )
x I E
z M
dz
y d
2
2

− ·
[6] I variable:
( )
( ) z I . E
z M
dz
y d
x
2
2
− ·
[7]

Método de la Viga Conjugada
* M y · * Q · ϕ * q
I E
M
x
·


* Q
dz
* dM
· [14] * q
dz
* dQ
− · [15]
Material no uniforme (*) y sección no uniforme: q*=M/(E.Ix) * Q y ·

y * M y ·
Un solo material (*) y sección variable: q*=M/I
x
(z)
E
* Q
y ·
′ y
E
* M
y ·
Un solo material (*) y sección constante: q*=M
x I E
* Q
y

· ′ y
x I E
* M
y

·

(*) Se refiere a uno o más materiales en diversos tramos (no en la misma sección)

Casos frecuentes y sus soluciones

Caso Viga Descripción Pendiente Máxima Flecha Máxima
1
L/2 L/2
P

Viga apoyada con
carga concentrada
en el punto medio
de la luz.
X
2
I E 16
L . P
⋅ ⋅

X
3
I E 48
L P
⋅ ⋅


2
L
q

Viga apoyada con
carga
uniformemente
repartida.
X
3
I E 24
L q
⋅ ⋅


X
4
I E 384
L q 5
⋅ ⋅
⋅ ⋅

3
L
P

Viga volada con
carga concentrada
en el extremo libre.
X
2
I E 2
L P
⋅ ⋅


X
3
I E 3
L P
⋅ ⋅


4
L
q

Viga volada con
carga
uniformemente
repartida.
X
3
I E 6
L q
⋅ ⋅


X
4
I E 8
L q
⋅ ⋅


5
L
M

Viga volada con un
par de momento M
en el extremo libre.
X
I E
L M



X
2
I E 2
L M
⋅ ⋅


6
L
a
P
a
P

Viga apoyada con
dos cargas
concentradas,
iguales y simétricas.
( ) L a
I E 2
a P
X




( )
2 2
X
a 4 L 3
I E 24
a P




7
a
L
b
P

Viga apoyada con
carga concentrada
no simétrica.
( ) b L 2
I E L 6
b a P
X

⋅ ⋅ ⋅
⋅ ⋅

( )
X
2 / 3
2 2
I E L 3 9
b L b P
⋅ ⋅ ⋅
− ⋅ ⋅

3
b L
z
2 2
0

·

8
q
L

Extremos
empotrados y carga
uniformemente
repartida
(hiperestático).
X
4
I E 384
L q
⋅ ⋅



9
L/2
P
L/2

Extremos
empotrados y carga
concentrada en el
punto medio de la
luz (hiperestático)

X
2
I E 192
L P
⋅ ⋅


10
L
máx

Viga volada con
carga variable
linealmente.
X
3
I E 24
L q
máx
⋅ ⋅

X
4
max
I E 30
L q
⋅ ⋅



h
x
L
x=(L+c)/3
c
G
G G
h
x
G
L
A=2L.h/3
x=3L/8
Parábola 2° grado
x
G
h
L
L
h G
x
Parábola cúbica
Parábola cúbica
A=L.h/4
x=L/5
A=3L.h/4
x=2L/5
AREAS Y POSICION DEL CENTROIDE
x
h
x=L/4
A=L.h/3
L
Parábola 2° grado
L
x
h
Triángulo
x=L/3
A=L.h/2
A=L.h/2
Triángulo


Profesor: Ing. Hugo A. Tosone.

J.T.P.: Ingenieros: Federico Cavalieri y Alejandro Carrere.

Octubre de 2008.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful