Daniel Medvedov


El Amadís

ONOMATOPOIÉSIS

La Fragua de los Nombres
Oriana y la Lumbre de Todas las Penas
El Código Universal de los Nombres de Persona
DICCIONARIO ONOMÁSTICO DE EL AMADÍS

Madrid
2013 / 2015


¿Quien

el Amadís de Gaula, hoy?

Presentación
Este es un escrito que presenta a los lectores curiosos un Diccionario de los Nombres que
se encuentran en el libro Amadís de Gaula y de su hermano literario Las Sergas de
Esplandián.
No pretende ser un libro de consulta sino un estudio de la fragua onomatopoiética del
autor de estos bellos textos.
Se presenta una teoría onomástica de todas las raíces/etimón/bases de los nombres
propios y de los lugares geográficos que aparecen en el texto medieval.
El valor cultural y filológico de un escrito como el presente, será juzgado por el mismo
lector curioso.
Hoy día pocos se atreven leer y desafiar el tiempo para acceder e intimar con El Amadís
y aun menos con el texto de las Sergas de Esplandián. Sin embargo, ello no es tiempo
perdido: madurez, sabiduría, inteligencia y amor a las letras son suficientes motivos para
emprender un viaje onomástico por las páginas de estos libros olvidados.
Vale
Esta es la última palabra del Quijote . . .
Esta empresa, buen Rey, para ti estaba guardada . . .
“Si fuera erudito,
Cuanto no sabría . . .”
LUIS ESPRONCEDA
"Porque también te dieron a ti un nombre. Para / que de todo esto lo llenaras como un
vaso precioso. / Que de tal modo dentro de ti lo incluyeras / --las noches estrelladas, las
flores, / los tejados de las aldeas vistos desde el camino-- / que al nombrarlo te nombraras
/ tú: suma total de cuanto vieras."

2

(Fragmento del poema "Canto fúnebre a la muerte de Joaquín Pasos", de Carlos
Martínez Rivas).
Prólogo
El planteamiento por el cual se declara insustituible el sujeto de un nombre, por
otro sujeto, aunque la sustituta sea una mujer, es transgredido en uno de los episodios
más graciosos del libro Las Sergas de Esplandián.
La doncella Carmela, enamorada perdida, pero sin esperanza, del héroe
Esplandián, logra besar con velado erotismo los labios del joven, sin traspasar los
linderos de la decencia amorosa. Es un beso vicarial: la amada de Esplandián, Leonorina,
besa en los labios a Carmela, para que Carmela le transmita ese beso amoroso a su
amado. Esplandián posee un nombre de persona único y categórico, y ese nombre
prohibe toda sustitución. Sin embargo, su amada Leonorina, le manda un beso de amor,
con Carmela. Vale. Un vicario es sustituto momentáneo de aquél que vendrá: el que se
va a manifestar en cuerpo y presencia en los ojos de todos. Carmela aprovecha de este
artificio temporal y espacial, para besar a su amado imposible.
Contento de recibir buenas nuevas de su amada, por el intermedio de Carmela, el
héroe la abraza amorosamente: ‘Entonces Espalandián tendió los brazos y puso las manos
encima de los hombros de Carmela, diziendo - “¡Oh, mi doncella y verdadera amiga!
¿Cuándo será aquel tiempo en que vos pueda pagar esto que por mi avéis fecho? A Dios
le plega por su inmensa bondad que assi como yo lo tengo en mi corazón, assí en efecto
lo pueda cumplir”- “Mi señor – dijo ella – aquella merced que de vos recebí, que es no
ser contra mi voluntad de vuestra presencia partida, que al gran encendimiento de mi
muy cuitado y afligido coraçón, tal descanso amoroso dio, aquella me da el galardón de
todo lo que yo vos pueda servir; que en comparación de la fatiga de lo primero todo el
trabajo que en lo ál pusiere como por sueño contarse debe. Assí que, mi señor, aquel
tiempo que por venir vos esperáis, aquel todo, ya satisfecha, tengo yo por passado.
Mas si vuestra boca llegardes aquí donde vuestra señora la puso, a la deuda
suya y a mi desseo satisfaréis.
Esplandian, tomándola con sus mesmas manos por los carillos, juntó la boca en
aquella parte que la doncella le señaló y allí la tuvo una pieça, [un tiempo], de manera
que él, con la dulçura de la sabrosa memoria de su señora Leonorina, y la doncella con
el gran plazer que su apasionado coraçón sentía, tuvieran ambos por bien de no ser
apartados de aquel auto [acto], en que estavan, fasta que la muerte les sobreviniera. Mas
Gandalín, [hermano de leche y primer escudero y confidente de Amadís, el padre de
Esplandián, sustituto aquí del enano Ardian, escudero (¡!)], que en la cámara entró, [los
“escuderos” entran así, de pronto, en “erección amorosa”, como se verá más adelante],
dio causa a que el rey los apartasse . . .’ (SE, LX, pág. 385, ob. cit.)
Hay en El Amadís de Gaula un personaje encantador llamado Elisabat. Su
nombre aparece, en Las Sergas de Esplandián, como Helisabad. El análisis de su nombre
trae ciertas dificultades: por una parte, el trazado bíblico de su eco facilita la lectura
morfológica en de-construcción: ELI – SABAT).

3

ELI es el nombre arameo de Dios, tal como lo encontramos en las últimas
palabras de Jesús, en la cruz: ELI ELI LAMA SABACHTANI. Por otra parte, la variante
Helisabad cambia totalmente la interpretación. El nombre viene del gr. Helios – El Sol.
HEL - I – SAB – AD: El Sabio del Sol, un nombre que parece haberlo recibido el mejor
y el más famoso espadachín de la Europa del siglo XVIII, Cyrano de Bergerac, a su
regreso del fantástico viaje a los Imperios del Sol y de la Luna. En la onomástica europea
era frecuente el nombre femenino Elisabeta: corresponde a un antiguo nombre hebreo
Elisheba, conocido por los textos bíblicos y se interpreta como “Dios es el Juramento” –
El y el radical shb – “jurar”. Pero esa lectura es una etimología popular: en realidad, la
segunda parte del nombre se refiere al número sheba – “siete”. El sentido directo del
nombre sería “Dios es Siete”. Existe en la historia de la humanidad un objeto modesto
que esconde un secreto excepcional: el dado.
En sus caras, los puntos no necesitan de una lengua para nombrar los números con
palabras. A la vez, la suma de dos caras opuestas siempre suma siete. Pero el siete no está
escrito en ninguna parte: descansa virtualmente en el medio del dado. La cara superior
siempre gana: es la realidad de las cosas, lo actual, lo presente. Por más que yo vea desde
los laterales un número cualquiera, pues es mi ángulo, o sea mi opinión, esa cara no está
ganando ahora. Detrás de toda cara está su misterio, pero junto, las dos caras opuestas
suman la verdad.
Necesito del misterio de la realidad para comprender la verdad de las cosas. Hay
más:
1 - El Intelecto

2 - El Alma

3 - El Cuerpo

4 - La Persona

4

5 - El Ser

6 - La Conciencia

Entre todas estas seis entidades existenciales la única que tiene nombre es la
Persona. El Ser es nadie, el nombre de Odiseo.
El Intelecto
1

El Ser
5

6
La Conciencia

2

El Cuerpo
3

4
La Persona

El Alma
1+6 = 7, 2+5 = 7, 3+4 = 7
El dado es un objeto tradicional que hace las veces de modelo teórico para
comprender la estructura del Ser. Y mira lo que ha llegado a ser el dado, hoy: imagen de
los pillos, de los embaucadores y de los fabricantes de mentiras. Ahora se puede entender
porqué el ebr. sheba - 7 es tan importante. El Siete (en sánscrito es shapta) se encuentra
con el mismo valor arquetípico en la religión babilonia: su sentido es la perfección, la
plenitud. El /t/, [t] final es agregado al hebraico Elisheba por vía griega – Elisabeth, tal
vez debido a una etimología popular que relaciona el elemento final –sheba con el verbo
(hebr.) shabat – “descansar”, de donde sabat – día de descanso, sábado.

5

Con Elisabad/Helisabad nos encontramos frente a uno de los personajes más
interesantes y misteriosos de El Amadís. Es el Hombre - Medicina, El Curador de Llagas,
Maestro de curar feridas.
Cuando Amadís está malherido luego del crudo y duro combate con su propio
hijo, (en Las Sergas de Esplandián, Cap. XXVIII) pide la presencia de Helisabad – “ . . .
aquél que en el mundo todo no avía quien de aquel officio su igual fuesse, puso tal
remedio en las feridas de Amadís cual otro ninguno no supiera.”
En el capítulo 99 de Las Sergas de Esplandián, Garci Rodriguez de Montalvo,
refundidor de El Amadís, accede al manuscrito autógrafo de la obra, que ha sido retirado
por Urganda La Desconocida de manos de Helisabad. Luego, Julianda, sobrina de
Urganda, se lo traducirá al Auctor, que no sabía griego. El manuscrito había sido
descubierto en una tumba bizantina y traído a Europa “por un úngaro mercadero” y
traducido “por aquellos que la lengua sabían”. Se trata de un motivo narrativo de origen
troyano.(Véase la edición de las Sergas de Esplandián, por Carlos Sainz de la Maza,
Editorial Castalia, 2003, Madrid, p.78)
Según los datos, se deduce que el autor de las Sergas de Esplandián es el maestro
Helisabad, quien acompaña a Amadís en el Imperio Griego, y luego es compañero del
hijo de Amadís, Esplandián, guía y mentor del padre y del hijo, como médico de feridas,
director espiritual y maestro de idiomas.
Helisabad es aquí el representante de Urganda y sus dones sanadores junto con la
tarea de educador y guía de Esplandián lo muestran como maestro iniciador de la
tradición perenne. Su testimonio pone un sello de veracidad en la historia, pues ha sido
partícipe de lo que se cuenta:
(Ibíd., p. 79)
“Aquí comiença el ramo que de los cuatro libros de Amadís sale, llamado Sergas
de Espalndián que fueron escritas en griego por la mano de aquel gran maestro
Helisabad, que muchos de sus grandes fechos vio y oyó, como aquel que por el grande
amor que a su padre Amadís tenía se quiso poner en tan gran cuidado, y por ver sus
grandes fechos en armas y le socorrer con sabiduría, como lo fizo en muchas partes
donde malferido fue.

6

Las cuales Sergas después a tiempo fueron trasladadas en muchos lenguajes
según a las provincias y reinos donde levarlas quisieron, por donde a much[o]s
magnifiestas fuessen que, aviendo leído las grandes cosas del padre, con gran afición las
del hijo desseavan.”
El famoso médico cirujano Ambroise Paré (c. 1510-1590)
nace dos años después de la publicación de El Amadís. Paré es el padre de la moderna
cirugía de guerra.
En 1537 entra en el ejército como cirujano y fue médico de Henri II, Charles IX y
Henri III. Ha mejorado y cambiado radicalmente el tratamiento de las heridas de bala:
sustituye la cauterización con hierro candente luego de la amputación, por la ligatura de
las arterias.
Sus “Cinco Libros de Cirugía” (1562) y otros escritos, como Méthode de traicter
les playes faictes par haquebutes et aultres bastons à feu (1545), han ejercido una gran
influencia en la cirugía. En 1561 ya había publicado su Méthode curative des playes et
fractures de la teste humaine avec les pourtraicts des instruments nécassaires pour la
curation d’icelles, etc.
Ser “curador de feridas” no es cualquier cosa: la mirada fría, la mano firme, la
precisión del diagnóstico y la presteza de la intervención junto con una entereza de
corazón y de espíritu frente al dolor y sufrimiento humano, son cualidades de la vocación
de cirujano de guerra. ¿Quieren saber como es la vida de un “curador de feridas”?
Veremos más abajo el escrito de Walt Whitman “ El Curandero de Heridas” . . .
En los mismos años de la publicación de El Amadís (el libro de Montalvo se
publica en 1508), andaba por la Europa renacentista un personaje parecido al Maestro
Elisabad: era el ínclito, o sea “famoso”, Doctor Paracelso, por su verdadero nombre
Theophrastus Bombastus von Hohenheim, también curador de heridas, por los campos
de batalla de la Italia, en la ciudad de Milán de Leonardo, y profesor universitario en la
Universidad de Paris. Andaba por aquellos caminos a pie, nunca se cambiaba de ropa,
que usaba hasta volverse harapos, híspido, o sea “erizado” y áspero, hermético y
desgarrado, así, con su ropa ajada en jirónes, con sus pedazos de paños remendados y una
inmensa espada en la cintura. Gustaba de la compañía de los campesinos, de ladrones y
viejos marineros.
La espada tenía un nombre – AZOTH, y en su pomo - se decía -, el doctor tenia
guardado el elixir ALKAEST. La historia de esta espada, que puede verse hoy, en
algunos retratos de Paracelso, es espeluznante:
la había comprado, con muchos ducados de oro – una fortuna -, al verdugo de la corte del
rey de Suecia, luego de una ejecución publica en la plaza e la capital, en la cual, a unos
ochenta caballeros acusados por traición a la Corona, el Gran Ejecutor enmascarado les
corta las cabezas, uno por uno. Paracelso estaba presente. . . ¿Por qué compra el doctor
esa espada?
Se cuenta que sus argumentos eran místicos: andando solitario por los bosques y
caminos de la incipiente Europa, infestados por ladrones y brujos, la espada hacía las
veces de poderoso amuleto en contra del mundo visinvisible y de todos los demonios. A
la vez, decía Paracelso, tenía que hacer algo, una suerte de tributo de expiación y una
conjura en contra de la injusticia monárquica para con estos caballeros . . .

7

El episodio de las Sergas de Esplandián donde el joven saca la espada que estaba
metida entre las hojas de una puerta para matar a la serpiente cuidadora del tesoro en la
Isla de la Doncella Encantada, recuerda la descripción que aparece en el Amadís de
Gaula: el pomo de la espada era “ de hueso tan claro como el cristal y tan ardiente y
colorado como un fino rubí” (p. 1707, Amadís de Gaula)
Paracelso era un erudito y un alquimista. Había nacido en Einsieden, en Suiza, en
1492, hijo de un doctor, en la campaña. Al lado de su padre, el niño aprende a herborizar
y a anatomizar. En 1510 se va de la casa paterna y lo encontramos en la Universidad de
Basel donde estudia medicina.
Aprende cosas acerca de los metales y de los minerales y sobre las enfermedades
de los mineros, en el Tiról.
Viaja por toda Europa, hasta Transilvania, la misma Dacia, o las Ínsulas de
Romania, como se llaman estos lares, en El Amadís. Llega hasta Rusia y visita el Oriente
Medio (1510-1524). Acumula vastos conocimientos y alcanza el saber en el arte de la
medicina. En 1526, es médico de la ciudad, en Basel, la Basilea, y enseña en la
universidad vestido así, de harapos, pues nunca se quitaba la ropa, mas bien la renovaba,
vistiendo encima tantas camisas como decenios. Eso me recuerda la manera de vestir de
un otro amigo y maestro, el filósofo y filólogo español Agustín García Calvo, que
conozco personalmente, traductor de Jenofóntes y de Heráclito. Aunque en su juventud
había recibido un renombrado premio como el caballero mejor vestido de la ciudad de
Madrid, hacia la vejez, García Calvo lleva hoy, con estilo, cuatro camisas, una encima de
la otra, como lo he visto en una de sus conferencias sobre Heráclito.
Paracelso se establece en Salzburgo en 1541 y vive, austero, en un cuarto de la
Posada del Blanco Caballo, que aun hoy tiene sus puertas abiertas. A pesar de su
obsesivo interés por la alquimia, Paracelso ha creado nuevos compuestos químicos y
acuña la palabra alkahest, aparentemente de origen árabe, para nombrar el hipotético
solvente universal, o polvo de proyección de los alquimistas. Paracelso ha instilado
coraje en el corazón de los buscadores, pues sugiere la investigación, la observación y los
experimentos, y con ello revoluciona el arte, la técnica y la ciencia de los métodos de la
medicina.
En el primer día de sus cursos en la Universidad de Paris, fiel al lema de los
jesuitas prima lectio : brevis - ultima: brevissima, quema en medio del Auditorio de la
Universidad, todos los libros clásicos de medicina, que solicita, a los estudiantes atónitos,
a tirarlos, sin pensarlo dos veces, en la hoguera de este auto-de-fe.
Ha sido el primero en describir a la silicosis, y en conectar a la Gota con los
minerales encontrados en el agua. Ha desarrollado nuevos métodos farmacéuticos y la
terapéutica y ha establecido el papel de la química en la medicina. Un genio, es decir
alguien muy especial . . .
Al hacerse una grave herida en la cabeza, por una caída en una escalera, y
aquejado por muchas privaciones, más que todo por las emanaciones de sus preparados
químicos a base de mercurio y de otros productos venenosos con los cuales
experimentaba constantemente, Paracelso escribe su breve testamento.

8

Sus últimas palabras, en ese pequeño cuarto de la posada El Caballo Blanco de
Salzburgo, el 24 de Septiembre de 1541, han sido para “Lo Alto”:
Ya me voy, Señor mío: luego de haberme, Tú, sembrado, ahora, tómame,
verdadera cosecha de Dios . . .
En su recuerdo, dedico este escrito . . .

EL CURANDERO DE HERIDAS

*
Llevando vendajes, agua y esponja,
Derecho y ligero a mis heridos voy,
Adonde yacen en tierra después de la batalla,
Donde su preciosa sangre tiñe la hierba y la tierra,
A las camas del pabellón hospital, o al techado clínico:
Arriba y abajo, a largas filas de camastros,
Hacia todos los lados me vuelvo,
A todos y a cada uno, a unos tras otros me acerco, y a nadie olvido,
Un ayudante me sigue, sosteniendo una bandeja, y llena un cubo de desechos,
Que ha de llenarse pronto con trapos grumosos y sangre, y vaciarse y llenarse otra vez . .
.

9

Así me los imagino: al bello doctor PARACELSO, médico de guerra en Italia,
entre los heridos, en el campo de batalla, al doctor Ambroise Paré, al Maestro Helisabad.
Como al doctor Barbarroja (Toshiro Mifune) de la película con el mismo nombre de
Akira Kurosawa: me los imagino a todos ellos: con la misma voz, la misma mirada, la
misma postura, la misma compostura, la misma ética y el mismo recio caminar . . .
Estas líneas (cursivas) fueron escritas por Walt Whitman, poeta que acompañó
muchas horas confortando a los heridos en los hospitales militares de la guerra civil
americana. Es su testimonio . . .
(Walt Whitman “ El Curandero de Heridas”, LEAVES OF GRASS, presentación de
Emory Holloway, Garden City, N.Y., Doubleday & Comp., 1954, pág. 20)
N. B.
Sigue, un testimonio mío . . .

Llevando palabras, silencio y esperanza,
Derecho y ligero, a mis heridos voy, adonde yacen en tierra, durante la batalla,
Donde su preciosa sangre tiñe las horas y los días,
A las filas del pabellón sangrante de las confesiones,
En el cuarto silencioso y solitario de la ciudad,
Cerca y lejos, a largas filas de preguntas . . .
Hacia todos lados me vuelvo,
A todos y a cada uno atiendo y respondo,
A unos tras otros me acerco,
A nadie olvido . . .
Un ayudante me sigue, sosteniéndome para no caer y cargando libros sagrados,
Lleva un abismo para los desechos,
Abismo que nunca se llenará de trapos grumosos y de sangre, ni de tantas tristezas y
desencantos,
Y no necesita vaciarse,
Pues es el abismo mismo . . .

Esta réplica del poema de Walt Whitman es un testimonio mío en memoria del Doctor
Paracelso . . .

10

Hace tiempo que deseaba escribir un libro sobre los nombres de El Amadís: el
lector entraría - soñaba yo, despierto - como en un bosque encantado, lleno de troncos, de
raíces, de ramas y ramos, de hojas y flores, ferigas y yescas, de alfombras de musgo, de
cuevas y lagartos en ese mundo perdido de las sonoridades poéticas.

11

Pensé que el tema de los nombres de El Amadís sería algo tedioso para el curioso
lector y para la lectora - que da la hora -, como nos llama a todos, Cervantes, en el
prefacio del Quijote.
Pensé también que, junto con el hígado, el bazo, este órgano tan curioso de
nuestra fisiología , cuyo nombre significa en latín – “rojizo”, (badius), tiene la capacidad
de crear glóbulos rojos – hematíes -, de los viejos y caducos, que no solo destruye, sino
que resucita, crea nueva sangre. Esto se traduce en nuevos linfocitos, actividad debida al
carácter hematopoiético del bazo. - (ya señalado por Durero en un dibujo autorretrato en
sangría, pues sufría el joven pintor de algunos dolores en la zona izquierda del
hipocondrio.
Curiosamente, en aquellos años se encontraba Durero en Venecia y Florencia, era
el año 1505, si bien recuerdo).

12

Yo también voy a meter mano a esta palabra, pero en vez del gr. haimat –
“sangre”, usare el gr. onoma – “nombre” y llamaré onomatopoiético, - “creador de
nombres”, al poder de ciertos libros, como El Amadís, - de crear nombres nuevos y
nunca pronunciados, ni oídos.
Anoto esto en mi descarga, para que el lector no piense que la palabra es una
confusión con lo “onomatopéyico”.
Cada vez que abría yo, de nuevo, El Amadís, me quedaba embelesado con el
juego onomatopoiético de los mil nombres de islas, castillos, héroes y encantadores
malvados y brujas, verdaderos chamanes medievales:













Nombres de gigantes
Nombres de enanos
Nombres de magos
Nombres de mujeres
Nombres de brujas
Nombres de caballeros
Nombres de escuderos
Nombres de reyes
Nombres de países
Nombres de castillos
Nombres de islas
Nombres de espadas
Nombres de animales
Nombres de dragones

Curiosamente, no recuerdo haber visto en el texto de El Amadís, nombres de
caballos.
He aquí al GRINGALET (GRIN - GAL – ET), el de la “Blanca Sonrisa” - caballo
de Gawain, uno entre otros tantos nombres de las monturas del ciclo artúrico y de los
romances tradicionales.
Si acaso buscaba yo ser original, y sorprender al lector con una simplicidad
esplendida, nada mejor que el tema de la formación creativa y creadora del laboratorio
onomástico medieval de El Amadís. ¿De donde habrá sacado el autor de El Amadís esa
gran cantidad de nombres propios? ¿Cómo los ha creado y por cuales vías ha transitado
para toparse con tales sonoridades?
¿Como ha construido los andamios de esa arquitectura del lenguaje?
¿Se podría acaso hacer un índice con sus partículas de formación, con las raíces y
los gentilicios?

13

Por las paginas de El Amadís desfilan imágenes de la cultura medieval que hoy
día encontramos en los mas triviales actos de nuestra vida: cuando nos casamos, cuando
leemos un periódico, cuando nos divorciamos, cuando bebemos una copa de vino blanco,
o firmamos un contrato para comprar una nueva casa.
Los gorros de graduación y muchos de los gestos y ceremonias del protocolo
social guardan fielmente las costumbres medievales.
Los personajes dramáticos de El Amadís encajan en unos moldes existenciales y
los nombres que ellos ostentan son dignos de un verdadero espectáculo de la lengua
común.
El mismo Amadís: ¿De donde ha caído en este mercado de palabras? ¿Qué
significan sus nombres?
¿Quien es Amadís?
Es un héroe ejemplar, de corte artúrico, y con tintes expósitos, pues es dejado al
merced de las aguas, justo al nacer.

14

Como Moisés – “hijo” – SES, “de Nadie” – MOI. La etimología del nombre
Moisés es egipcia: encontramos su radical en varios antropónimos – AHMOSE (AH –
MO – SE), KAMOSE (KA – MO – SE), PTAHMOSIS (PTAH - MO - SIS),
THOUTMOSIS (THOUT – MO – SIS), THOUTMES (THOUT - M –ES).
¿Habría acaso algún nombre propio en El Amadís que ostente la partícula final –
IS, como en A - MAD - IS?
Sí:
• A - CED - IS
• FAL – AN - GRIS
• BAL – A - IS
• SER – O - LIS
• TE - LOIS
Este ultimo, TELOIS, “El Flamenco”, es un caballero que recibió el condado de
Clara, del rey Lisuarte. (I.XV) (- OLIS de SER – OLIS, es la variación anagramática de
- LOIS).
SEROLIS es, en El Amadís, un reino del rey ANDROID, colindante con el de
SOBRADISA.
El “ – IS” como partícula final, puede ser encontrado en el nombre antiguo A LOIS, y junto con sus variantes - LAS, - LES, - LOS, - LUS, forma el grupo pentafónico,
o quinario de combinaciones vocálicas.
En otras variantes, la terminación -IS aparece como - IX, tal como lo
encontramos en el fráncico ASTER – IX.
(- OLIS es la variación anagramática de - LOIS).
A propósito de ALOIS: que Dios nos de salud y amparo a todos, para que nunca
lleguemos a olvidar estos nombres de El Amadís.
Digo esto recordando que el doctor alemán Alzheimer (1864-1915), nacido en
Markbreit, siquiatra y neuropatólogo, se llamaba Alois. James Joyce, informado de los
acontecimientos de la prohibición de su Ulysses en Estados Unidos, donde en enero 1919
se confiscan y queman, por ser indecentes, los episodios Scylla y Charibdis, en mayo, y
en enero 1920, Los Lestrigones, escribe lo siguiente, rememorando al Santo Aloysius:
“Esta es la segunda vez que he tenido el placer de ser quemado en vida terrestre y así
espero pasar por los fuegos del purgatorio tan rápido como mi patrón San Aloysius.” (p.
712, Ulysses, en el estudio crítico final de Richard Ellmann, Penguin Books,
Hardmondsworth, Middlesex, England, 1960)
James Joyce se llamaba James Augustine Aloysius . . .
Además de Rabelais, Homero, Chuang Tse, Wu Cheng En, Cervantes, Lewis
Caroll, Johnathan Swift, Tolkien, Cyranó y El Amadís, James Joyce tiene un lugar de
honor en esta lista de herreros de la fragua onomatopoiética.
Pero no te engañes, famoso lector, con la geografía de todo ese bosque frondoso
de imágenes y personajes medievales: las historias de El Amadís ocurren todas, en tu
cuerpo.
¿Sabias que tu Ser tiene por nombre, el nombre de Amadís?
¿Sabias que en tu frente, un poco mas arriba del puente de la nariz, hay un bello
lugar que se llama Ínsula Firme? Es el entrecejo, la puerta de entrada en los Campos
Elíseos, Y el Arco de los Amadores.

15

Es un lugar sagrado, tan sagrado como ARDIAN (ARD – I – AN), el enano
escudero que te acompaña, en todas tus hazañas.

¡A todos nos es dado comprender y ser sabios! Tal vez no esperamos lo
suficiente, puede que no estemos preparados, todavía, a entender!
Al comprender, verás, todo el temor por lo desconocido se esfuma.
La morfología del nombre propio revela materias de estructura interna que pasan
desapercibidas. Hay un código de la criptografía de todos los nombres de persona, una
clave universal que he descubierto en el largo viaje a través de los mares del sonido. Sin
ese código, la lectura filológica seria árida y sin valor profundo.
He aquí el caso del nombre MABILIA.
Luego me ocupare de SOBRADISA (SO – BRAD – ISA) y de cada uno de los
nombres de El Amadís. ¿Sabes que es BRAD?
MABILIA (MAB – I – LIA) es la confidente y amiga de Oriana.
La des-composición morfológica de su nombre revela una bella partícula de
origen galés - MAB – “niebla”, “nube”, humo”, “velo”, “lo visinvisible” - etimón/raíz
que compone también el nombre de MABINOGEON (MAB – I - NO – GEON) y de
MABON (MAB – ON), el hijo de MODRON (MODR-ON), personajes del mismo
Mabinogeon galés, libro de grata memoria: “Cuéntame del Mabinogeon, padre, . . .” –
dije una vez, en mi infancia, a mi querido pai, en Transilvania. Mis palabras de hoy
apenas tienen el brillo de sus magnánimos excursos. ¿Recuerdas el nombre del hada
MAB en el Sueño de una Noche de Verano de Shakespeare? El titulo de esa obra fue
traducido de una manera un poco descuidada, pues el Midd-Summer Night, cuando ocurre
la propia historia contada, es la famosa Noche de San Juan (día de nacimiento de Juan, El
Bautista, no El Evangelista). La noche del 23 hacia el 24 es noche de hadas . . .
16

Una recta y justa traducción seria El Sueño de la Noche de San Juan. La Reina
MAB es un personaje de la literatura fantástica inglesa, pero no es cualquier reina: ¡Es la
reina de las hadas! Shakespeare la recuerda también en el Romeo y Julieta, (I.IV). Hace
exactamente doscientos años, (en 1813), el poeta Shelley publica su poema Queen Mab,
- “La Reina Mab” – dedicado a ella. También Rubén Darío escribió sobre ella: en 1888
publica su volumen Azul, en el cual incluye la narración El velo de la reina Mab. El
sentido de la raíz MAB en los nombres de El Amadís lo encontramos en el nombre del
mabinogion, o mabinogeon galés, la instrucción para los jóvenes bardos. El Mabinogeon
es un libro muy conocido por los anticuarios y los literati de Europa. Con la invención
de la imprenta había caído en el olvido. Contiene materias de gran elegancia y sentido:
antiguas costumbres, hábitos y modos de pensar de los ancestros. Son los cuentos
populares galéses, llamados Mabinogeon, un término plural, pues el singular es
Mabinogi, una historia (a tale), un relato, un cuento nebuloso.
Sus manuscritos estaban en la Bodleian Library en Oxford, y en otros sitios, pero
hubo gran dificultad para encontrar traductores y editores.
El Gales es una lengua hablada por los campesinos del País de Gales, pero es
descuidado por los letrados, con la excepción de los allí nacidos, en familias de los
principales. Entre los pocos eruditos galeses, ninguno fue encontrado para prestar
suficiente atención en esta rama de estudio y llevar así su memoria al publico inglés.
El poeta Southey y Walter Scott, luego otros, como ellos, amaban las antiguas
leyendas y romances de su tierra, y no poca ha sido su tarea para urgir a los literatos
galeses en el deber de reproducir el Mabinogeon. (Ver, sobre ello, el volumen de
Bulfinch’s (1796-1867) Mythology, The Age of Fable, The Age of Chivalry, Legens of
Charlemagne, en The Modern Library, New York, s.f., Pág. 312)
El Amadís es un Mabinogion en español sobre el protocolo poético de los
caballeros ibéricos.
SOBRADISA (SO – BRAD – ISA): es el nombre del reino de BRIOLANJA
(BRI – O – LAN - JA), la joven que ha motivado la historia de Amadís, pues los celos de
Oriana precipitan al héroe hacia el camino del retiro y de la renuncia. ¡Sin la Briolanja
(me encanta esa manera que tienen los catalanes de referirse a una persona – El Aquel, La
Aquella, y me niego a usar aquí el termino denigratorio “fulano” o “fulana”), sin esa
deuteragonista, pues la Oriana es la protagonista, no tuviéramos cosas ni chismes que
contar de Amadís!
Estaríamos tentados a considerar la porción final - DISA como una partícula que
suena poéticamente hermana de un supuesto – DIS, que demasiado pronto, rápido y
veloz, el aficionado a los nombres propios tomaría del nombre AMADÍS. El error de
estructura se hace evidente luego de una precisa taxación morfológica:
SO – BRAD – ISA (como so-terr-aneo) y no SOBRA – DISA,
A – MAD – IS y no AMA – DIS.
El reino de Sobradisa le había sido arrebatado a Briolanja por ABISEOS (A –
BIS – EOS) y es restituido por Amadís. (I.XXI)
El nombre propio CILDADAN (CIL – DA - DAN) contiene la partícula CIL -,
un afijo-raíz, que aquí hace las veces de prefijo, y en MADANCIL ( MAD – AN – CIL),
las veces de sufijo.
Me he topado una vez, en mis andanzas onomatopoiéticas, con el nombre
personal femenino AMALABERGA (A – MAL – A – BERG –A).

17

Es un nombre antiguo germánico, hoy día presente bajo la forma abreviada
AMALIA (A – MAL – IA). Aparece por el siglo VI, entre los ostrogodos, como
AMALAFRIDA, (A – MAL – A - FRID – A), nieta del rey Teodorico el Grande, del
reino ostrogodo de Italia, con la capital en Ravenna. Como la mayoría de los nombres
germánicos, AMALABERGA es un compuesto de “A - MAL – “, partícula presente en
otros nombres, como AMALBERHT, AMALRIC, etc., y “– BERGA”.
En la historia de los godos hay una dinastía entera de los AMALIS, apelativo que
proviene de un nombre personal AMALOS, cuyo origen es una palabra gótica –
AMALS - valeroso, valiente, incansable. En germánico es EMSIG - hacendoso. El
segundo elemento es la palabra gótica BAIRGAN – cuidar, defender. Lo que me atrae
del nombre AMALABERGA es su sonoridad: ¡parece nombre de esposa de gigante!
Cualquiera, y yo primero, estaría encantado de ser invitado y luego entrar, en la
fragua onomántica del autor, para allí descubrir los procesos de composición de los
nombres de gigantes, de escuderos, de reyes, de enanos, de ínsulas y de lugares
encantados. Saber y conocer el sentido de los nombres es ya otro cantar: las intenciones
combinatorias y el juego de las significaciones en distintas lenguas, la mezcla,
hibridación, o la simbiosis de los términos en elección de los nombres es un proceso
secreto que se guarda en la fragua encendida del autor. Han observado, sospecho, que no
me lanzo con apuro para traducir las partículas semánticas de los nombres que aquí
presento en de-construcción. No es materia sencilla, pues uno es el sentido codificado
universal y otro es la significación arbitraria que se le pueda dar en cualquier lengua
natural. He aquí el sorprendente caso de los tantos nombres que se le ha asignado a lo
Sublime en la tabla redonda de Athanasius Kircher, ya en el siglo XVII. ¿Cómo es
posible que Dios fuera nombrado de tantas maneras y tan distinto en todas estas floridas
lenguas naturales que cita Kircher? La razón es la siguiente: todo usuario tiene una
perspectiva privada y justamente el hecho de no coincidir tal mirada con el enfoque de
otro usuario, en otra lengua, hace que un concepto sea llamado de múltiples maneras, y
sin embargo todas presentes y operativas en el código universal de las lenguas. Sólo
existe una combinación de los ocho sones cardinales y de ello resuena y surge un bosque
entero de apelativos y nombres. ¿Cuántos nombres de personas hubo en el mundo? A
esta difícil pregunta responde Arthur C. Clarcke, el autor del libro 2001 – Odisea del
Espacio, publicado en el verano del 1968, mientras que la película del mismo nombre,
del realizador Stanley Kubrick, se estrena en la primavera del mismo año. En el prefacio
de su libro, Clarke hace una declaración espectacular que viene a responder a la cuestión
de los nombres: “Detrás de cada ser humano existen treinta fantasmas, pues tal es la
relación que existe entre los muertos y los vivos. Desde los tiempos primigenios, han
vivido en este planeta alrededor de cien mil millones de seres humanos.
Y ese número es muy interesante: por una curiosa coincidencia, en nuestro
universo local, la Vía Láctea existen alrededor de cien mil millones de estrellas. De es
modo, para cada ser humano que alguna vez haya vivido, una estrella brilla en el
espacio.”

18

Entonces, como cada uno de esos cien mil millones de seres humanos tenía un
nombre, cien mil millones de nombres de persona han sido pronunciados, nombrados y
llamados hasta hoy, y todos han quedado entre los bastidores de ese teatro de la memoria,
en más de ochenta mil lenguas naturales que ya han desaparecido (según el erudito
George Steiner).
A ellos se agregan los nombres de persona que en más de siete mil lenguas
naturales que todavía hoy hablan los humanos en el escenario del mismo teatro de la
historia de la humanidad.
A lo diacrónico y a lo sincrónico de la lingüística tiene que asociarse otro estado,
el a-crónico, o lo arquetipal, lo sin-tiempo, lo preter-natural, lo eterno y lo que esta en lo
profundo, opacado mas no anulado, aun escondido bajo mil capas, siempre presente y
deseoso de ser actualizado, como un tizón aun ardiente, en las cenizas de un fuego de
ayer.
Lo que más desea un tizón, como un tesoro, es ser encontrado.
Hay en el Libro de Job dos nombres que han provocado muchos dolores de
cabeza a los eruditos. Son los nombres de las dos bestias – BEHEMOT (BEH – E –
MOT) y LEVIATAN (LEVI - A – THAN) del discurso que Dios ofrece a Job, mas como
un regaño que para ilustrarlo.
El comienzo de ese panegírico divino contiene una de las mas bellas y
desgarradoras preguntas de la literatura:
¿Dónde estabas tu, cuando Yo hacia el Mundo?
El país de JOB era HUS – en hebreo - ¡“misterio”! Esta ubicación geográfica y
existencial, nos basta para esperar encontrar en el Libro de Job las mas curiosas materias.
El Leviatán era, supuestamente, un pez fabuloso, sobre cuyo lomo estaría la mole de las
aguas oceánicas.
Los rabinos afirman que el Leviatán será la comida del Mesías y
el Behemot ha sido relacionado con el hipopótamo. No nos interesan estas explicaciones,
pues no dicen nada, nada agregan al misterio de los nombres y en nada nos ilustran en
cuanto a su presencia en bíblico libro de Job, y no en cualquier lugar, sino precisamente
en el discurso donde Dios relata a Job como ha creado el universo. He aquí el discurso de
Dios (Job -38-41). Luego de presentarle algunos misterios a Job, le habla Dios de
BEHEMOT y de LEVIATAN, en 40/15 y 41/1-34.

19

Hay que prestar mucha atención al texto de Job pues de allí resultara la clave a
través de la cual entenderemos el sentido del anillo - Leviathan y de la espada - Behemot
que aparecen en el texto de El Amadís.

El discurso de Dios a Job
[. . . . . .]
38. “¿Quién es aquel que esta oscureciendo mis planes con palabras necias?
Aprieta tu cintura como un valiente, para que Yo te pregunte y tu me ilustres:
¿Donde estabas tu cuando Yo hacia el mundo? Dime, si lo sabes . .
¿Quién ha decidido sus medidas, sabes? ¿Y quien ha extendido la cuerda de
medir sobre la tierra?
Sobre que descansan sus fundamentos?¿Y quien ha puesto la piedra angular y la
clave de bóveda, entonces cuando la estrella de la mañana rompía en cantos de alegría y
cuando los hijos del hombre gritaban contentos?
¿Quién ha cerrado el mar con puertas cuando del vientre de su madre se ha
desbordado? Cuando le hice vestidos de nubes y pañales de la oscuridad; cuando le puse
linderos y candados a sus puertas;
Cuando dije: Hasta aquí llegaras, no vayas mas lejos . . . que hasta aquí se quede
la soberbia de tus olas . . . ¿Desde que estas vivo, has mandado tu la llegada de la
mañana?¿Has mostrado tu al alba su lugar para que alcance las márgenes de la tierra y
se sacuda de encima a los malvados? Que la tierra se vuelva como el lodo sobre el cual
se deposita un sello y que todas las cosas aparezcan como vestidas de su verdadera
vestimenta; Para que a los malvados les falte su luz y el brazo que se levanta sea
aniquilado. ¿Has penetrado tu hasta los manantiales del mar? ¿O acaso te habrás
paseado en las honduras, por los pisos del mar?
20

¿Se te han abierto, acaso, las puertas de la muerte?¿O has visto tu las puertas de
la sombra de la muerte?¿Has alcanzado tu con la mirada a la ancha tierra? ¡Habla, si
sabes todas estas cosas!¿Donde esta el sendero que lleva hacia la morada de la luz?¿Y
donde habita la oscuridad? ¿Puedes tu acaso seguirlos hasta sus fronteras, allí donde
residen, y puedes tu conocer los senderos de sus moradas? Lo sabes, pues ya entonces
habías nacido, y el numero de tus días es grande. ¿Has llegado tu hasta las despensas de
la nieve?¿Has visto tu los graneros del granizo, los que yo guardo para los tiempos de
necesidad, para los días de guerra y contienda? ¿Por qué vía se reparte la luz? ¿Y por
que vía se reparte el viento del este por la tierra? ¿Quien ha abierto un lugar de desagüe
para la lluvia y ha dibujado el camino del trueno y del relámpago para que el rayo caiga
en tierras donde no se encuentran habitantes, en un desierto donde no hay nadie, para
mojar los lugares desiertos y secos y para hacer que brote y nazca la hierba?
¿Tiene la lluvia padre?¿Quien engendra a las gotas de roció?
¿De que regazo sale el hielo?
¿Y quien da a luz la escarcha del cielo? Que las aguas se vuelvan duras como la
piedra y que la cara del abismo se petrifique. ¿Puedes tu atar las cuerdas de las
Pléyades y desatar las maromas de Orión? ¿Haces tu salir a su tiempo a los signos del
Zodiaco y guías tu a la Osa Mayor y a su osezno? ¿Conoces tu las leyes del cielo?¿O
eres tu acaso el que decide su reino sobre la tierra? ¿ Elevas tu la voz hasta las nubes
para pedir que te cubran ríos de agua?¿Puedes tu arrojar los rayos para que se vaya la
lluvia?¿ Te dicen ellos, acaso, “¡Aquí estamos!”¿Quién ha puesto la sabiduría en la
negrura de las nubes y quien ha dado entendimiento al éter del aire?¿Quien puede
contar las nubes con sabiduría y quien puede verter los odres del cielo para que el polvo
comience a hacer barro y los terrones de lodo se peguen entre si?
¿Tu conduces la presa hacia la leona y calmas tu el hambre de sus cachorros
cuando se acurrucan en su guarida y acechan en su madriguera? ¿Quien le prepara de
comer al cuervo cuando sus pollitos gritan a Dios, y cuando andan hambrientos y
perdidos?
39.¿Sabes tu cuando paren sus cabritos, las cabras salvajes?¿Puedes tu ver a las
ciervas cuando paren?¿Cuentas tu los meses en los cuales están encintas y conoces tu
cuando nace el venado? Ellas se bajan, paren sus chiquillos y escapan pronto de sus
dolores. Sus pequeños cobran fuerzas y se alzan bajo el cielo libre, se van y no regresan
mas a ellas.
¿Quien ha dejado libre al asno salvaje, soltándole sin ninguna atadura? Le he
dado como hogar al desierto y a la tierra pobre como morada. El huye. del ruido de las
ciudades y no oye la voz del amo, que lo empuja. Penetra en los montes para encontrar
su comida y anda detrás de todo lo que es verde. ¿Quiere acaso el búfalo salvaje estar a
tus ordenes? ¿Esta el, acaso, en tu corral?¿Puedes atarlo con una cuerda para arar un
surco? ¿Anda el detrás de ti, para amasar a la tierra informe?¿Te confías tu en el,
porque su poder es grande?¿Y dejas acaso en su cuidado tus trabajos y esperas que el
coseche las mies? El ala del avestruz se mueve poderosamente pero ese ave confía sus
huevos a la tierra y los deja calentarse en la arena. Olvida que el pie puede quebrarlos,
que una fiera salvaje pudiera pisarlos.Es áspera el avestruz con sus polluelos, como si
no fueran suyos. Que en vano ha pasado trabajos, no le importa de nada, pues Dios no le
ha dado entendimiento y no le ha regalado conocimiento.

21

Pero al levantarse y al correr, se burla del caballo y de su jinete. ¿Le das tu el
poder al caballo y le vistes el cuello con la crin que ondea?¿Lo haces tu saltar como una
langosta?
Su poderoso relincho atemoriza, y golpea el suelo con su casco orgulloso de su
poder, se abalanza sobre los que llevan armas y se burla del miedo, no tiene temor y no
retrocede delante de la espada.
Hacen ruido sobre el, el carcaj de las flechas, la lanza y la jabalina que brillan,
y ¡hierve de fogosidad, comiendo la tierra! [ . . . . . . . . ]
N.B. - Comienza aquí la descripción de Behemot
40/15 -¡Mira a BEHEMOT, a quien Yo le he dado vida, como a ti! ¡Come la
hierba como un toro!¡Mira que poder tiene en las ijadas! ¡Y que poder guarda en los
músculos de su vientre!
Empalma su cola, dura como un cedro, y las venas de su lomo son entrelazadas,
sus huesos son como tubos de bronce y sus entrañas son como vigas de hierro. El es lo
mas grande de las criaturas de Dios,
El que lo hizo, le hizo heredar una lanza. El encuentra su comida en el monte,
donde juegan todos los animales salvajes, y se acuesta bajo la flor de loto, en medio de
los juncos, y de los pantanos. La densidad del loto lo cubre con su sombra, y los sauces
del río lo rodean. Si ocurre que el río salga de su cauce, el no huye: aun cuando se
abalance el Jordán a su garganta, el quedaría tranquilo y calmado.¿Crees que lo puedes
atrapar golpeándole en la cara? ¿O crees que le puedes traspasar el hocico con una
argolla?
N.B. Comienza ahora la descripción de LEVIATHAN
41. ¿Puedes atrapar tu a la LEVIATHAN, con la caña de pescar?
¿O atarle su lengua con una cuerda?¿Podrás tu pasarle el junco por las narices?
¿O penetrar, con tu gancho, su mejilla?
¿Te rogara mucho acaso y te hablara con dulce voz? ¿Hará ella un juramento
contigo, para serte eternamente esclava?¿Jugaras tu con ella como si fuera un pájaro?
¿La ataras tu, para alegrar a tus muchachas?¿Hacen los pescadores negocios
con ella para repartirla entre los compradores?
¿Le taparas tu la piel con puyas y la cabeza con garfios? Nada mas levantes tu
mano en su contra y perderás el gusto de golpearle.
Mira que eres engañado en tu esperanza de atraparla.¡Con solo verla, caerás al
suelo! Nadie es tan osado como para azuzarla.
¿A quién debo? ,¡ Para pagarle ya! ¡Bajo el cielo, todo es mío!
Quiero decir algo mas sobre sus entrañas y su fuerza, y sobre la belleza de su
creación.¿Quien podrá levantarle su vestimenta?
¿Quien podrá penetrar entre sus fauces?¿Quien podrá abrir las puertas de su
boca?¡Las filas de sus dientes: como son de espantosos!
Sus grandiosos escudos, llenos de poder, están unidos como por un sello; se
resguardan uno al otro; ni el viento puede pasar por entre ellos; son como hermanos que
se abrazan; se toman y quedan inseparables.

22

Sus estornudos hacen brillar la luz y sus ojos son como las pestañas del alba; de
su boca saltan llamas, y chispas de fuego brotan de sus labios;
De sus narices salta el humo, como de una olla que esta hirviendo, como de un
caldero borbotante; su soplo prende los carbones, y su boca lanza llamas de fuego. Su
poder esta en su lomo, y frente a el, salta el terror.
Sus partes carnosas se atan juntas, como salidas de un crisol, inamovibles; su
corazón es duro como la piedra, duro como la piedra de molino que esta debajo; Cuando
se levanta, tiemblan los valientes, y el terror los ahuyenta y salen corriendo.
Es inútil golpearla con la espada ya que ni lanza, ni flecha, ni escudo, ni nada,
sirve; para ella, el hierro es como la paja, y el cobre es como madera podrida. La flecha
no la hace huir y las piedras de la honda son como granos de arena para ella . . .
No ve en la maza sino un hilo de paja y se ríe del ruido de las flechas en el viento.
Debajo de su vientre hay afiladas púas, dirías que es como un rastrillo puesto
sobre el barro.
Hace que hierva el fondo de los mares como una gran olla y lo remueve como si
fuera un vaso con mirra; detrás de si deja un sendero brillante y la hondura parece el
cabello de un anciano. Sobre la tierra nadie es su amo, es engendrada para no temer a
nada.
Mira con desprecio todo lo que se alza, es la reina de todas las criaturas . . .”
Behemot es aquí la imagen velada del sexo masculino, del miembro viril, y su
contraparte femenina, el Leviatan, es el sexo femenino, la vulva.
No seamos hipócritas: todos sabemos algo acerca de lo descrito . . .
El texto bíblico donde se describe a Behemot y a la Leviathan es irónico: con la
clave de lectura, es todavía mas gracioso, y alcanza el estado de ser crudamente verídico.
Hace años, en 1993, se publica en la Academia Nacional de la Historia de Venezuela, en
Caracas, un libro mío sobre el sentido secreto de los animales en la mitología.
Su nombre es ZOOGNOSIS y tiene un capitulo sobre el Behemot y el Leviathan.
*
En principio, ya sólo al oír un nombre, deberíamos saber, casi instantáneamente,
de que alimaña, criatura, entidad, o ser, enano, o gigante, o de que ente se trata: ¿Es un
endriago? ¿Es un elfo? ¿Es un gigante?
La primera vez que leía y oía el nombre de Urganda fue en el prefacio del
Quijote, y desde entonces, nunca se esfumó la atracción y el influjo que ejercía en mi este
apelativo.
Me atraía sobremanera la sonoridad y el oscuro sentido de la Desconocida y ello
era un verdadero logro del autor – la estrategia y la táctica de atraer “con sotilezas”, y de
cualquier otra forma, la atención sostenida del lector.
El nombre de Urganda me sonaba parecido, en su raíz, al de Panurgo, el Maestro
de Gargantua y Pantagruel, pero, al analizarlo con calma, descubro que su sentido
principal, - GAND – (pensamiento), es modificado por la partícula arcaica germánica
UR -, cuyo sentido se refiere a lo primordial, a lo pretérito, a lo preter-natural, a los
orígenes.

23

El sentido de URGANDA (UR – GAND – A) es “pensamiento primigenio” –
aquel lugar donde hay que ir, según el arquitecto Gaudi, “para alcanzar la originalidad”.
UR, de Ur –Gand - a, es también OR, de Or – I - Ana, es ER – , es IR, las cuatro
variantes semánticas y onomatopoiéticas de AR. (rum. “Ur – Sit - oarea”, la que
profetiza el destino futuro del recién nacido, basándose en el origen [UR] de los hechos,
lugares y tiempo [SIT], un personaje presente en el nacimiento de un niño y en su predestinación. SIT, equivalente al sánscrito SAT, tiene el sentido de “verdadero”,
“sagrado”. Véase SAT-NAMA el “sagrado nombre”, nombre secreto de Dios , en
sánscrito)
¡Urganda es La Original! Lo declara Garci Rodriguez de Montalvo, el re-fundidor
de El Amadís y el creador de las Sergas de Esplandián, en el texto del libro, en palabras
dirigidas por la misma Urganda, al autor, en la visión que éste presenta en la mitad del
libro de Esplandián:” [ . . .] que aunque yo de los engendrar fui la primera ordidora
{sic}” (SE,XCVIII)
También lo declara Melia, la sabia princesa persa entendidada en cosas de
estrellas, la mujer que se retiró en una cueva, por desprecio al mundo, cuando se
encontraron: “Tu eres Urganda, la que en gran sabiduría, a todos los que en el mundo
son, precedes y sobras. (SE, CX)
La raíz de URGANDA (UR- GAND – A), - GAND -, “pensamiento”, - difiere de
la raíz de PANURGO (PAN - URG -O), que es una creación cultista rabelaisiana, donde
la raíz/etimón - URG – guarda el sentido clásico griego de “trabajos, labores”, (como
por ejemplo los trabajos de Hércules, o las labores de parto) y se encuentra en el termino
clásico griego demiourgos (DEM - I - URG – O), equivalente al ibérico SERGA y
compuesto por demios – “dominio publico” y ergazomai – “trabajar, laborar”. En Platón,
el nombre es dado al “artífice” (artifex latino), al “arquitecto divino” que ha creado el
mundo, el Hacedor, y Creador del Cosmos, y por extensión, principio creador.
Rabelais es uno de los tres grandes de la Onomatopoiésis – la ciencia, el arte y la
técnica de creación de los nombres propios, junto a Homero y a J.R.R. Tolkien.
Pero los gigantes tienen nombres de gigantes, descubría yo, o, dicho de otra
forma, ¡los nombres de los gigantes solo se asignan a los gigantes!
La diferencia entre los nombres de gigantes y los nombres de elfos es flagrante:
no me imagino un gigante con el nombre de Filispinel, o un elfo llamado Ascapard, o
Harpins, o Balor, el gigante capaz de petrificar con su mirada un ejercito entero.
Este Balor es llamado, en el Mabinogion, Yspaden Penkawr, y pertenece a los
poderes negros del inframundo, los Formoire.
Los nombres de princesas se imponen a princesas, los de escuderos, a los
escuderos, y en el renglón de los nombres de islas encontramos una sorprendente libertad
onomástica y semántica.
Hay muchas “ísolas”, e “ínsulas” en El Amadís y sus nombres son un verdadero
banquete en la fragua onomatopoiética del sentido:


Ínsula GADABASTA
Ínsula Firme
Ínsula del Diablo

24













Ínsula del Infante
Ínsula LEONIDA
Ínsula de LICONIA
Ínsula No Fallada (o sea “no encontrada”)
Ínsula Profunda
Ínsula SAGITARIA
Ínsula de Santa Maria
Ínsula de la Torre Bermeja
Ínsula Triste
Ínsula de LANDAS
Ínsulas Luengas
Ínsulas de ROMANIA (donde yo he nacido)
...

La de-construcción morfológica del termino ROMANIA (ROM – AN – IA)
presenta dudas, por la posibilidad de una variante - con la forma RO –MAN – IA, que
difiere de la primera descomposición, donde se encuentra la base/raíz ROM.
La etimología tradicional relaciona el nombre ROMANIA con la ciudad de
Roma. El origen del nombre de la ciudad de Roma, o RHOME – con esta ortografía, es
derivada del vocablo griego que significa “fuerza”.
Esa aventura etimológica no termina aquí: algunos miógrafos sostienen que
Rhome es el nombre de una heroína que se considera epónima de la ciudad de Roma y
hay varias versiones.
Entre ellas, la más antigua describe a Rhome como una cautiva que acompaña a
Odiseo/Ulises y Eneas cuando estos dos héroes llegaron a las orillas del Tiber
procedentes del país de los molosos, Iliria. Pero ROMA, a su vez, tiene su base/raíz
ROM (ROM – A).
Eso plantea muchas dudas.
El nombre de la ciudad de Roma tiene su origen en su fundador Rómulo, príncipepastor mítico. Pero el nombre de RÓMULO también tiene su origen relacionado con
ROM: RÓM – ULO.
El nombre del erudito etimólogo Corominas – se compone con la misma raíz: CO
– ROM – IN – AS. ¿Cuál es la significación de ROM?
El dato mas cercano es la palabra de origen gitano/Romaní ROM, que significa
“hombre”, “ser humano”.
Para el análisis del origen de los nombres de El Amadís, me quedo con ROM vocablo arcaico griego que significa “fuerza”.
Hay un termino arcaico del léxico primitivo hispano-románico – de origen
incierto – como anota el glosario del primitivo léxico ibero-románico proyectado y
dirigido inicialmente por Ramón Menéndez Pidal, luego publicado por la Real Academia
Española bajo el titulo Léxico hispánico primitivo, edición de 2006, Madrid, al cuidado
de Manuel Seco.
En este texto encontramos la antigua palabra roma, con el significado de “viña
nueva” o “majuela” – fruto del arbusto llamado “ majuelo”, de frutos rojos.

25

Una “majuela” es también una correa de cuero con que se ajustan y atan las
abarcas, antiguas alpargatas ibéricas, encontradas por todo el territorio arcaico europeo.
En la tradición mitológica acerca del origen de la ciudad de Roma hay varios
héroes, entre ellos Romis y Romo, este ultimo considerado hijo de Ulises/Odiseo y la
bruja Circe. Entre otras leyendas y digresiones, algunos autores sostienen que Roma era
el nombre de una adivina que aconseja a Evandro que escogiese este lugar para fundar la
ciudad de Palanteo, núcleo primero de Roma. (Véase el Diccionario de Mitología Griega
y Romana de Pierre Grimal, Paidos, Madrid, 2008; Pág., 468-469)

*

Ya sabía yo que las islas donde caía como naufrago Odiseo eran unas y tantas
existencias individuales del héroe, viajero por su propia eternidad.
Es una isla el cuerpo humano, y esa clave me ha salvado de un bosque de
incógnitas en la lectura de todos los libros de ayer y de hoy.
Sus nombres son una música de las esferas espaciales de la infinita geografía de
la existencia.
Hace tiempo que deseo escribir sobre los nombres del bello libro de El Amadís,
“Amadís de Gaula”, sobre su rescatador y autor del cuarto libro y de las Sergas de
Esplandián, el hijo de Amadís, Garci Rodriguez de Montalvo, y heme aquí escribiendo.
Es el mismo libro que leía Don Quijote.
Hoy me dispongo a pasar en limpio el texto de mis andanzas por las páginas y
nombres de este increíble libro medieval.
¡Amadís! ¡Qué nombre!

26

Es difícil percibir su anatomía y su fisiología. Seria mejor herborizarlo, o sea,
recoger sus sonidos como plantas medicinales, en una excursión de florilegios, en vez de
descuartizarlo, o anatomizarlo, en fragmentos de crítica estéril. Hay que ser versado
como Cervantes en la onomatología de los nombres medievales de los libros de
caballería.
No podemos caer en la trampa de asociar el nombre de AMADÍS con nombres
propios que atañen al amor, como AMADEUS, o AMADOU, o AMADO. El nombre de
Amadís tiene un origen complejo, en la línea de los nombres de URGANDA La
Desconocida, o de ARCALAUS El Encantador.
La ANDANDONA es un personaje femenino graciosísimo y su nombre es
fácilmente comprendido al percibir el sufijo – ONA que sugiere una estatura gigante y
un carácter tragicómico.
He aquí otros nombres:
• TAS – IL – ANA
• SAD – IAN
• TAS – IAN
• ESPLAND – IAN
• ALB – A – DAN
• ABR – A – DAN
• GRUM - E – DAN
• SIU – DAN

27

• GAR - A – DAN
• FAM – ON - GOM- A- DAN
• DAR- DAN
• BROC – A – DAN
Este “– DAN” es una partícula arcaica que se relaciona con el reino mineral, con
la piedra, y con la montaña.
En el nombre de UR – GAND -A encontramos la raíz “- GAND - “, antiguo
etimón del fondo arcaico europeo, cuyo significado es “lo circular” , “pensamiento”,
“pensar”.
Está presente en El Amadís, y en el nombre de muchos otros personajes:
• GAND – A- LAC
• GAND – A – LIN
• GAND – A – LOD
• GAND – A- NEL
• GAND – DAN - DEL
• GAND – A – LES
• GAND – APA
• GAND – AZA
• GAND – IEL UR - LAN - DIN
• GAND – I – NOS El Follón
Otro etimón es “GAN - “:
• GAN – I – DES
• GAN – OR
• GAN – OTA
La base/etimón/raíz LAN en los nombres de El Amadís puede representar orígenes
célticos y se remite al gaélico lann ‘hija de espada’, y al galés llain ‘hoja metálica’,
‘espada’, en irlandés laigen.
He aquí a SER - O – LIS y a LIS – U – ARTE.
En estos dos últimos nombres, se observa la fragua onomástica, en la cual el
sufijo – LIS cambia su lugar final, por uno inicial, pero alcanza la categoría de
etimón,aun encontrándose en posición prefical.
En el nombre del rey LISUARTE (LIS – U – ARTE), LIS es un etimón. Los
afijos (prefijos, infijos y sufijos) pueden adquirir valor de etimón.
El mismo caso (una terminación alcanza el lugar inicial de un etimón)
ocurre en los nombres de GALAOR (GAL – A - OR) y ORIANA (OR – I –
ANA).

28

La URGANDA La Desconocida es la Mujer- Chamán, la “Curiosa”.
Hace las veces de Merlín El Encantador, (El Mago), en personaje femenino.
Tiene el poder de cambiar de aspecto y de forma, transfigurarse, trasmutarse,
transustanciarse como desea, es protéica, “como pantera” – diría el I Ching.
Conoce los secretos personales de todos los personajes de la obra y también las
causas de sus cuitas, desgracias y aventuras. Adivina y profetiza el porvenir. Al hablar
con Don GANDALES (que comparte en su nombre la misma raíz – GAND – del nombre
de UR – GAND – A), hace unas profecías y reparte augurios sobre el destino de Amadís
(I. II).
Entrega una lanza a Amadís (I.V).
Llega a la Ínsula Firme (el Entrecejo) en una nave fantástica – la Fantasía - cuyo
mascarón de proa, o tal vez el cuerpo entero, es un dragón flamígero, una suerte de
monstruo marino que el texto describe como “una serpiente”. Eso ocurre cuando allí
están reunidos para festejar, el rey Lisuarte, el rey PERION, CILDADAN y otros héroes
principales, todos los caballeros de la corte.

29

A instancias suyas - de URGANDA, digo - son armados caballeros,
ESPLANDIÁN y otros jóvenes, en ceremonia acorde, que tiene lugar en la Nave de la
Gran Serpiente. Luego, desaparece misteriosamente . . .

Me he seguido preguntando qué valor actualizado pueda tener un estudio sobre
los nombres del libro de El Amadís.
Me respondí yo mismo: ninguno, ninguno, y por ello es extraordinario, pues a
nada y para nada sirve. Pero es un asunto polimecánico, como el atributo de Odiseo:
multioperativo.
El nombre propio es como una armadura brillante, como la armadura de LancelotLanzarote del Lago, una armadura suave y energética que te protege de los ataques de lo
desconocido. Luego empieza el fantástico juego semántico de los prefijos, de las raíces,
de los interfijos y de los sufijos, todo un mundo de partículas que poseen sentido. La
materia es designada como Onomatología, u Onomástica pero el término le queda
estrecho.
El fascinante mundo de la creación de los nombres de persona es, sin embargo,
materia de la Onomatopoiésis.
Analicemos morfológicamente, y de entrada, uno de los nombres más largos (hay
otro, Salustaquíndio, Príncipe de Calabria y primo del Patín [III, VII]) de El Amadís Famongomadán, el Gigante, cuyas doce letras forman una estatura y una estructura
complejas de cinco elementos:
FAM – ON – GO - MAD – AN.
En español, madagaña (su metátesis es magadaña) aparece, según Corominas, en
1335, y posee el sentido de “espantajo”, “fantoche”, “armadijo”. En el catalán dialectal es
madoganya, de procedencia oscura, dice el erudito. Pero lo encontramos en el rumano
como matahala, cuyo sentido es relacionado con los gigantes.

30

La bruja, en rumano, se denomina matraguna, un nombre que se basta a si
mismo para designar a las potencias femeninas del mundo visinvisible. El sufijo – ON es
una partícula denigrativa que encontramos en mam – ón, ladr – ón, foll – ón.
FAM – ON se relaciona con fama y aparece en el nombre del cíclope POLI –
FEMO, del verbo griego femi – “hablar”, dice Covarrúbias: “es fama todo aquello que de
alguno se divulga, ora sea bueno, ora malo – fulano es hombre de buena fama, o mala
fama.” MADAN es un etimón, una raíz, y encontramos el origen de su aféresis/metátesis
en rumano, como MAGADAN – un gigante de espantosa estatura, “grande”,
“espantapájaros”, “hombre grande de cuerpo”, del persa MAG – “grande”, “rey”,
equivalente de MAR y de allí la tautología de la expresión “reyes magos”. El etimón –
MADAN – entra, en El Amadís, en la formación de varios nombres:
MADAN – CIAN
MADAN - CIEL
MADAN - CIL
MADAN – IL
MADAN – FABUL, otro gigante, al lado de MADAN – SABUL, el Jayán del
Lago Hirviente y su sobrino, otro gigante. Es CARTADAQUE, el Jayán de la Montaña
Defendida y de MADANSABUL, su cuñado, el Jayán de la Torre Bermeja. (Cáp. LIV/ I,
Pág. 363, en la versión de El Amadís , edición 1969, de Ángeles Cardona de Gibert y
Joaquín Rafel Fontanela, bellos nombres de eruditos. Me agrada sobremanera encontrar
en la lista de autoridades en estudios clásicos de esta edición, el nombre de D. Luís
Alberto Blecua, sin duda familiar de otro erudito de El Amadís, Juan Manuel Cacho
Blecua, autor de una última y completa versión en dos volúmenes, con un estudio
preliminar de unas doscientas paginas, en CÁTEDRA, Madrid, 2008, una 6ta edición,
con la primera en 1987)
El análisis morfológico de los nombres de persona en El Amadís es de gran valor
poético: entramos sin casi percatarnos, en las entrañas del proceso de creación de los
personajes medievales.
El nombre designa las cualidades secretas y/o evidentes del sujeto nombrado, es
marcador operativo de un espacio semántico particular, donde descansan y donde se
esconden secretas categorías y valores catafóricos y metafóricos.

31

El estrato arcaico de los nombres de persona de El Amadís es materia vedada y
sugiere un proceso de formación poética en la fragua literaria del autor medieval, solo
comparable con la onomatopoiésis de Homero, Rabelais y J.R.R. Tolkien.(Cfr. Proper
Names de Sørensen, Introducción)
Lo más apremiante de éste escrito es la descripción y explicación del sentido y de
la formación morfológica del nombre AMADÍS.
¿Sería AMA – DÍS?
¿O es AMAD - ÍS?
Sería, tal vez ¿AM – AD – ÍS?
O, ciertamente
¿A- MAD – ÍS?
“Y fue llamado Amadís, y en otras partes, Amadís de Gaula.” (I,X)

32

Se nos informa que Amadís es llamado Amadís por la devoción a un santo con el
mismo nombre, por Darioleta, doncella de confianza de Elisena, hija del rey Garinter y
esposa del rey Perión de Gaula, madre de Amadís (I, Introd.)
Juan Manuel Cacho Blecua afirma que: “Sin ningún género de dudas debemos
relacionar su nombre con el amor, de manera que en su propia denominación lleva la
esencia de su comportamiento” (Introd. al Amadís de Gaula, ob. cit. Pág.145) Este
procedimiento es demasiado sencillo: ¡me hace sonreír! Al lado de las operaciones
semánticas de la fragua onomatopoiética medieval, el proceso aparece similar a la
comparación de una espada toledana - cuyo fraguar es muy simple – frente a los más de
doscientos dobleces del acero para hacer una espada-katana japonesa . . .
A pesar de que otros nombres de El Amadís responden a sencillos procedimientos
de adquisición e imposición, como, por ejemplo, Andandona - La giganta endiablada que
hiere a don Bruneo, cuando éste se dirige a Gaula con Amadís y sus compañeros, (III,III)
tiene un nombre que le clava y encaja perfecto con su potencial atlético, tipo femenino de
un Hussain Bolt:

33

“ . . . corre con tanta ligereza que no avía cosa que la alcançar pudiesse” (III,
LXV). También se cita a Florestan – que nace en medio de una floresta (I, XLII), o a
Ardan, que : – “ . . . tiene el rostro grande y romo de la fechura de can, y por esa
semejança le llamavan Canileo” (II,LXI).
Vale, vale, estos ejemplos son fruto de la condescendencia del autor para con los
mas chiquillos, que tal vez se asomen a El Amadís.
Pero una lectura atenta de la onomatopoiésis en el texto sugiere técnicas mucho
mas sutiles y complejas de lo que un lector desengañado pudiera imaginar. Es el caso del
nombre de Amadís: sería muy simplista relacionarlo con el amor . . Oriana, la amada de
Amadís, nos saca de este apuro, y nos revela en el texto, el sentido categórico del
“derecho nombre” de su amado marido :” ¡Ay, Amadís! – dijo ella -, lumbre de todas las
cuitas . . .” (III/LXXXI). Las cuitas son penas, dolores, locuras, un arsenal entero de las
tinieblas del sufrimiento . . . El ermitaño que acompaña a Amadís en la soledad de sus
pesares, lo “bautiza” secretamente y le impone un nuevo nombre, no antes de mirarlo “ . .
. como era tan hermoso de tan buen talle, y la gran cuita en que estaba . . . “: “Yo vos
quiero poner un nombre que será conforme a vuestra persona y angustia en que sois
puesto, que vos sois mancebo muy hermoso (BEL) y vuestra vida esta en grande
amargura y en tinieblas, quiero que hayáis nombre Beltenebros”. (II,XLVIII)
El nombre Amadís queda muy cercano al sentido de este otro, BELTENEBROS –
Blanco y Negro, Luz y Tinieblas, Brillo y Sombras, nykhthemeron – el nombre del día de
veinticuatro horas, que incluye las dos porciones de luz y sombra, en griego, familiar para
los lectores de los cuentos de hadas rumanos, (basme) donde aparece un príncipe de
nombre HARAP- ALB, o sea “negro” (el HARAP del turco) y el ALB, o sea “blanco”,
del rumano.
Amadís se gasta, entre otros apelativos y nombres, los de Caballero de la Verde
Espada y Caballero del Enano, procedentes de acontecimientos de su existencia: la
espada verde la había ganado por su amor, y el enano Ardian, su escudero, culpable
indirecto de la primera separación de Oriana, su amada, tiene un rasgo secreto
relacionado con la sospecha que Oriana, celosa, tiene por Briolanja, con la cual Amadís
tenía un supuesto, o veraz amorío, no sólo era aprecio. ¿Quién más que el Enano pueda
ser culpable de tales andanzas?
En la jerga de los bajos fondos, el “Enano” es el nombre secreto del miembro viril
del hombre, un fiel “escudero” y aquí, en El Amadís, el Enano hace historia literaria.
Como réplica humorística a un famoso palíndromo de Darío Lancini - “Onán era rey y
era renano” – vamos a decir que - “Ardian era escudero y era enano” . Con ello cerramos
este excurso por las andanzas de Amadís, no antes de recordar que Amadís se llamó
también Doncel del Mar, remembranza de su episodio de expósito, marino infantil en una
arqueta dejada al merced de las olas, y otro nombre más, El Caballero Griego. La
composición de los nombres en El Amadís se hizo por eufonía e inspiración simbólica.
Había un entero arsenal de partículas con sentido franco, pero este sentido ha
perdido, con el tiempo, su intención semántica, aunque el sentido primordial, o arcaico,
está siempre presente.
Se trataba de componer, o crear nombres luminosos u oscuros, o híbridos, tipo
oxymoron, que en griego posee el significado paradójico de “agudo-tonto”, o “SabioNecio”. Hay nombres de todas las cosechas: nombres de gente grande, o de gente
pequeña, nombres de ermitaños y de castillos, de gente digna, o de mequetrefes.

34

Lo que más atrae de un nombre propio es su arquitectura sonora. El nombre es un
instrumento para el tránsito de un mundo palpable hacia un mundo onírico impalpable, e
intangible: con su pronunciación, se trae al personaje en el mundo de los sueños.
Caballos, espadas y personajes, animales y todo tipo de potencias invisibles se
manifiestan instantáneamente en el sueño, tan solo al pronunciar y al invocar su nombre.
Aun hoy es prohibido pronunciar ciertos nombres, o palabras, en un barco, o
entre los cazadores, proferir en el bosque el nombre del oso, o del lobo, de la serpiente, o
del lince, en suma, de todo animal peligroso.
Para el conjuro de tales peligros se usan apelativos de “desviación”, una jerga
operativa secreta: “el Viejo”, “el Tío”, “la Comadreja”, “el Abuelo”, etc. Si quiero a mi
caballo, o a mi espada de aquí, del mundo real, donde deben llevar un nombre, si deseo
tenerlos en el mundo de los sueños, pronuncio, mientras estoy soñando, su nombre
secreto: al instante ¡tengo, en el sueño, la espada en mi mano!
¡Y el caballo al lado!
El nombre propio es un operador onírico y a la vez, un generador de instantánea
aparición y manifestación en un espacio y en un tiempo que trascienden los límites de lo
real. Conmigo han logrado su objetivo muchos autores de bellos libros: los he leído,
estudiado y entendido . . . Con tal de que uno solo entienda, es como si todos entendieran.
La meta de un autor es ser leído y entendido. ¿Qué hay después del entendimiento?
Hay una gran paz y libertad. Pero el entender es una virtud de la inteligencia.
Quien entiende es el Ser. Nadie sabe que el Ser es un principio universal.
Al menos nadie lo ha dicho. Como todo principio, el Ser tiene una fórmula, un
modelo lógico-teórico que facilita su comprensión. He aquí el secreto:

El Principio del Ser
(En griego "On")

35

El Ser es único. Su nombre es Amadís. A la vez, es múltiple: Serolis.
SEROLIS (SER – OL - IS) es, en El Amadís, un reino del rey ANDROID
(ANDR – OID), colindante con el de SOBRADISA (SO – BRAD – ISA). No es casual,
en el texto medieval, la presencia de esta palabra, y menos aun cuando descubrimos que
se trata de un reino del rey ¡Android!
El gigante Talos, - un androide de bronce de la antigüedad griega, es una suerte de
robot que parece haber sido creado por Dédalo, el polimecánico arquitecto e ingeniero de
la Grecia mítica. Talos fue puesto como guardián de la isla de Creta, y luego, su propio
creador parece que se había vuelto celoso de su creación: ¡envidiaba su habilidad! Es el
mito del golem, criatura mecánica, el Frankestein de los antiguos.
El caso de Talos es curioso: tenía sólo una vena que iba de la cabeza a los pies, al
talón, y este conducto se cerraba con un tornillo. Atenea lo saca de circulación quitánole
el tornillo que retenía su sangre. Como cuidador de la isla, no permitía la entrada de
inmigrantes, ni la salida de nadie. ¡Un aparato de tal naturaleza les encantaría a los
americanos! El propio Dédalo tuvo que salir volando de la isla. Es famoso el abrazo de
Talos: cuando Talos cogía a los “inmigrados- inmigrantes clandestinos”, se introducía en
el fuego, calentaba su cuerpo metálico hasta la incandescencia y luego estrechaba a los
desdichados “sin papeles” entre sus brazos y - nunca mejor dicho - los abrasaba. Hay un
episodio en las Sergas de Esplandián donde así abraza un gran oso a Maneli el Mesurado,
en una pequeña isla “muy fermosa de árboles”: “ […] el osso le tomó entre sus brazos [. .
.] y parescióle que todos los huesos del cuerpo le quebravan”. (SE, XXXII)
Invulnerable en toda la extensión de su cuerpo, con aquella excepción de la parte
baja de la pierna, donde tenía la pequeña vena cerrada por una clavija, Talos tenía
también la habilidad de crear objetos útiles y funcionales a través de la contemplación
inteligente de la naturaleza: inventó la sierra, la tuerca y el tornillo, el compás, y el torno.
Tal vez por ello le tenía envidia Dédalo. . . El tornillo, que era un elemento de vida y
muerte para su cuerpo, lo inventó observando los “rizos” ensortijados de la viña (vedija
de la vid – mata de pelo ensortijada, “viticula” - zarcillo de la vid y de ahí pelo o vello
rizados) y luego agregó la tuerca, elemento complementario de su propia cosecha lógica
de supervivencia.
En SEROLÍS, la partícula de formación IS que aprece en los nombres medievales
es de origen germánico y significa “acero”, “hielo”.
Todos nosotros somos el Ser y el Ser está presente en todos nosotros, unos meros
androides, sin el Ser. El Ser no se encuentra en los animales. Nada tiene que hacer el Ser
en el mundo animal. Pero, entonces, ¿Qué son los animales? Los animales son
"criaturas", no son "seres". Una de las leyes de los principios universales es la siguiente:
Los seres humanos son entidades vitales que albergan la eternidad del Ser y los
animales solo son criaturas. Los animales no poseen el Ser y en consecuencia, el Ser no
existe en los animales. Los animales solo poseen el alma, definida como soplo vital.
Si pretendemos que el ser humano sea un animal, también tenemos que aceptar
que los humanos son plantas, árboles, vegetales.
Luego sigue: no podemos suponer que es tan sólo animal y vegetal, sino también
mineral, acuático, lumínico. Tal vez la categoría que más coincide con la naturaleza del
Ser es el estado fosfónico de la luz.

36

El Ser es Luz y Sonido, y en su brillo, es el Verbo, el mismo Verbo que estaba
"cabe Dios" (al lado de Dios), como está escrito en el comienzo del Evangelio de Juan:
es la imagen del sonido y por ende, de la Palabra.
Todos los reinos tienen derecho de estar representados en el ser humano, no
solamente el reino animal.
El modelo teórico del Ser desata el nudo que une y reúne una larga serie de
incógnitas para mostrar sus aspectos más relevantes: la simultaneidad simbólica de lo
masculino y de lo femenino, variantes imprescindibles de la vida, y un otro tema en el
cual el Hombre y la Mujer quieren oír algo que aun no se les ha dicho, el Eros como
metáfora de unión de dos estados complementarios, actualizados en el "acercamiento".
(en griego, Heráclito - F.122, nombró el "acercamiento" con la palabra "akea", término
que se aplicaba a la "erección de los falos". (Véase Agustín García Calvo, RAZÓN
COMÚN, Edición crítica, ordenación, traducción y comentarios de los restos del libro de
HERÁCLITO, Lecturas presocráticas II, Edit. LUCINA, Madrid, pag. 351)
El prototipo del Ser es el Cuerpo Humano, su imagen y semejanza en el plano de
lo visible, bajo el aspecto y mascara de la Persona.
El modelo lógico-teórico del principio universal del Ser es el siguiente:
El SER

Lo MASCULINO
El HOMBRE

Lo FEMENINO
EROS

La MUJER

El CUERPO HUMANO
La Persona

Contemplando la perfección cósmica del cuerpo humano podemos percibir un
atisbo de la perfección del Ser.

37

Cada cuerpo corresponde, obviamente, a una persona, y por ello el término
aparece en el plano del prototipo. El sentido antiguo de la palabra etrusca "persona" se
refiere al concepto de "máscara de teatro."
La Persona es, ciertamente, la "máscara" del Ser. El homosexualismo, una
ambiguedad erótica de los sexos, no es más que la manifestación pasajera de lo Antiarquetipal y en el intento de opacar y denigrar la esencia del principio, no alcanza
adquirir el estatus de miembro léxico del lenguaje: solo existe en la lengua.
El término "homosexual" es un antiprincipio de la idea del Ser.
Hoy día se desconoce cualquier argumento biológico o filosófico -digamos
natural - en contra, o a favor de la homosexualidad y se pregona este estado como un
derecho social a la vida de la pareja unisexual.
La erótica homosexual no sólo es contra-natura, es también una actitud enfermiza
y un estado denigrante de la presencia del Ser en la vida.
No usar el plano erótico en la homosexualidad es una opción digna y es la clave
para que tal estado pasajero sea aceptado como vigente.
Nadie se opone al amor platónico entre los seres, ni de sexos diferentes, ni del
mismo sexo. Es más, debería ser así, deberíamos amarnos todos, sin menoscabo del sexo
al cual pertenecemos. Pero el principio universal del Amor responde a otras entidades del
lenguaje, y eso lo veremos pronto. La misma palabra homosexualidad está equivocada y
enferma, ya que reúne dos términos incongruentes, el homo griego y la sexualidad latina,
el prefijo, de una lengua y la raíz, de otra. Esto hace que los usuarios de la lengua
perciban una cierta incomodidad lingüística y léxica en su uso hibrido. Empecemos con
nombrar este estado según las leyes naturales del lenguaje: la palabra precisa para ello es
homo-géneo.
¿Eres homogéneo? De acuerdo, pero séalo platónicamente . . .
El "eros" es la metáfora de los sexos: lo corporal masculino es "erotizado" por lo
corporal femenino, y viceversa, el pensamiento femenino se siente "erotizado" por el
pensamiento masculino. ¿Puede acaso haber un "pensamiento" sexualizado? La
respuesta es afirmativa y no obstante, hay hombres que ostentan muchas veces un modo
de pensar femenino y mujeres que proyectan un pensamiento masculino. El Ser posee los
dos estados de lo masculino y de lo femenino y, a ratos, evoca con sus pensamientos,
palabras, miradas, gestos, o posturas, uno de los dos estados.
Ello no es más que estrategia y táctica, una preparación de un campo de batalla
del comportamiento y su aplicación en la vida del diario convivir.
Se nos criticará por no haber situado lo erótico en el plano metafórico del modelo
lógico-teórico del principio universal del Amor, pero los modelos teóricos nos pueden
salvar de las más acérrimas criticas: su estructura revela relaciones y posturas que
trascienden nuestras opiniones subjetivas acerca de las palabras.
Hay un fragmento de Heráclito en el cual el sabio describe con claridad la
categoría inmortal del Ser: "Inmortal lo que muere, y aunque muera lo inmortal, vive en
la muerte, aquello, que en la vida está muriendo". (F. 62) Mi traducción: “Inmortales los
mortales, mortales los inmortales: vienen a morir los que no mueren y van a vivir los que
mueren.” Estas hondas palabras sugieren que el Ser, aunque esté muriendo con la
persona, es inmortal, y, al revés, aun inmortal, está muriendo, en la vida, para vivir
después de la muerte.

38

En cuanto al alma, Heráclito decía que " . . . andando, no encontrarás sus límites,
aunque recorras todos los caminos: tan profundo es su Logos . . ." (F. 45). ¿Qué tipo de
"camino" es ese? Pues, no importa, ya que " . . . el camino hacia arriba y hacia abajo es
uno y el mismo . . . ". (F. 60)
En tiempos muy antiguos se suponía que los seres que nacían bajaban por la
escalera de la vida y los que morían, subían por la misma escalera hacia la luz, su futuro.
Visto desde el plano de los principios universales, "bajar" o "subir" es, en la realidad del
Ser, lo mismo. Pero el alma " . . . tiene un logos que a sí mismo se acrece . . . " (F. 115)
Eso tiene su sentido: El Alma puede "auto-generarse" y "auto-regenerarse”, es
decir "reconquistarse” a sí misma. Junto con el Ser está la Inteligencia. Y el Amor . . .

El Principio de Amor
(En griego "Agape")
El Amor es otra palabra poética que abre en la memoria un mar de recuerdos y
una montaña de sentimientos. Como principio universal, el Amor tiene el siguiente
modelo lógico-teórico:
EL AMOR

La ATRACCIÓN
El DESEO

El RECHAZO

El CARIÑO
Querer

39

Así como para comprender el sentido trascendente de la Verdad usamos un símil
instrumental (el dado), para el mismo propósito usaremos aquí el símil del imán.
El imán es un objeto extraordinario: su polaridad ostenta, en ciertas ocasiones, un
fenómeno de "atracción" y en otras, de "rechazo".
El "deseo" es la metáfora del Amor y, como el imán, unifica tanto la "atracción"
como el "rechazo".
El deseo del Amor no es el deseo sexual, sino un deseo genuino para acercarse, o
distanciarse, de la "cosa" amada, una acción metafórica de unión de dos símbolos
complementarios.
Como Prototipo, el "cariño" y el "querer", representan el fenómeno más cercano y
palpable para alcanzar un atisbo de la intangible esencia del Amor.
El odio, contra-principio, o anti-arquetipo, ataca "lingüísticamente" y trata de
denigrar ese estado trascendente.
Como estado anímico, el llamado "odio" no es un fenómeno natural: no se
encuentra, ni se manifiesta, en el mundo animal, vegetal o mineral.
Heráclito recordaba cuan difícil es luchar contra el deseo, " . . . porque lo que
quiere lo compra al precio del alma . . ." (F. 85)
No sabemos "qué" ni "cuanto" vendemos, o qué dejamos de percibir de la tómbola
de nuestra vida, cuando se nos cumple el más mínimo de
nuestros deseos. Por lo tanto, hay que tener cautela y tratar, en lo posible, de reducir la
cantidad de nuestro "querer". Lo que se "quiere" son siempre "cosas" y ya hemos visto
que todas las cosas tienen su misterio.
He aquí otra ley universal de los principios:
Los contra-principos no existen en el lenguaje y, por ende no poseen lugar alguno
en la memoria ancestral de las lenguas naturales.
Tanto el "rechazo" como la "atracción" son Amor. De ello deja noticia el Deseo.
El Cariño, por su parte, representa un estado momentáneo y pasajero.
Cuando un desconocido te pisa los callos en la bajada del autobús, o en otras
situaciones sociales, en el idioma español latinoamericano oímos, a ratos, una expresión
muy familiar, y sin ningún dejo de ironía: " No se
preocupe, el cariño es el mismo". El "cariño" siempre es "el mismo" y aun más lo es el
"Amor": no pueden cambiar de persona a persona, de sitio a sitio, o de tiempo en tiempo.

40

No podemos ofrecer una definición del Amor. El Amor debe sentirse y
experimentarse: es necesaria la experiencia personal e individual del Amor.
Por otra parte, más allá de las palabras con las cuales se nombra en las lenguas
naturales, el principio de Amor es idéntico a sí mismo y no cambia su sentido de lengua a
lengua.
El problema es comprender el sentido de la palabra con la cual se nombra el Amor
y en ello consiste la dificultad de definirlo. La pareja Amor-Odio es una construcción
errónea, ya que nada puede oponerse al principio universal que designa el estado
intangible del Amor. "Agapi mû khrisí" dicen las madres griegas a sus niños, cuando
desean expresar sus sentimientos de cariño insondable, para con sus hijos. Este "khrisí",
que se encuentra al lado de la palabra que designa al "amor", posee en griego, un sentido
curioso: quiere decir "oro" y "tesoro" y la referencia popular no está exenta de una
profunda filosofía.
Nos guardaremos ya de seguir comentando inútilmente el principio universal de
Amor, para no entorpecer la profunda comprensión que el lector segúramente tiene y
profesa en el ámbito intelectual y sentimental de este arquetipo. Wang Che, el sabio de la
Escuela de la Realidad Completa dijo: "Cuando el Intelecto olvida los pensamientos,
trasciende el dominio de Deseo. Cuando el Intelecto olvida los objetos, trasciende el
dominio de la Forma. Cuando el Intelecto no se aferra al Vacío, trasciende el dominio de
la No-Forma. Despegado de estos tres dominios, el Ser mora en la tierra de los
inmortales y de los sabios, en el dominio de la pura apertura"
(Ibid., T. Cleary, "V.E. y E.", p.232).
El nombre Amadís pareciera tener algo con el Amor. Sin embargo, su etimon es
otro: - MAD -. La morfologia onomatopoietica es la siguiente: A – MAD – IS. Hay otros
personajes en El Amadís que contienen esta raíz:
MAD – ARQ – U - E
MAD – AS - IMA
41

MAD – AM - AN
MAD – AN - CIAN
MAD – AN - CIEL
MAD – AN - CIL
MAD – AN – FA - BUL
MAD - AN - IL.

¿Cual es el sentido de - MAD - ?
Ciertamente, lo han adivinado: ¡“locura”!, “desatino”, “insania”, “desmadre”. La
partícula inicial del nombre Amadís , A-, significa “luz”, “lumbre”. Y la terminación –
IS, es una partícula declarativa que determina un estado: “Lumbre de todas las locuras” –
A – MAD - IS.
Oriana, su amada, lo dice con certeza en el libro.
A - AMADÍS
B - BELTENEBROS y BRIOLANJA
C – CORISANDA Reina
D – DACIA Reina de
E – ELISENDA
F – FAMONGOMADAN Gigante
G – GANDALIN y GALAOR
H - HELISABAD Maestro
I – ISANJO Gobernador de Ínsola Firme
J – JAFOQUE Puerto
K
L - LISUARTE Rey
M – MADANFABUL Gigante
N – NORANDEL
O - ORIANA
P – PALOMIR Caballero

42

Q - QUINORANTE
R – ROMANIA Ínsulas
S – SOLINAN Caballero
T – TRANSILES El Orgulloso Caballero
U – URGANDA la Desconocida
V – VANAIN Padre de Olinda
X
Y
Z – ZAMANDO Puerto
En este breve recuento alfabético de El Amadís, se perfila, aun de modo escaso, la
cosecha onomatopoiética del bello texto medieval.
Más de doscientos nombres - cuyas sonoridades son a menudo, desconocidas desfilan por las páginas del libro.
Para completar la lista con la H, K, X e Y, nosotros agregaremos a HUON
Caballero, a KILIAN, a XEMA y a YAGO. En las Sergas de Esplandián, El Maestro
Helisabad aparece con H, y en El Amadís, sin la Hache – ELISABAD. Eso plantea
valores semánticos distintos, relacionados con el sol griego – HELIOS – por un lado, y
con ALEXANDER, o con la flor del lirio – LIS – de los reyes de Francia
( - LIS -, - LIX - ), por otro.
Referente al uso modal y atributivo de los nombres de persona, es agradable
encontrar la terminología atributiva que usa el erudito Juan Manuel Cacho Blecua en su
ámplio estudio de El Amadís: todo lo de Amadís es Amadísiano. Ello me recuerda una
polémica que he tenido y sostenido con varios lectores y especialistas, en el periódico La
Vanguardia de Barcelona. En esa publicación se empeñan llamar gaudiniano al arte y a
otros menesteres de Gaudi.
En aquella instancia tuve que insistir en el hecho sorprendente del uso errado del
termino atributivo, pues se llega a insinuar con ello que el nombre de Gaudi es, en
realidad, Gaudini, (como por ejemplo HOUDINI). Sólo en tal caso se podría llamar
gaudiniano lo que sea, pues a Gaudi le corresponde, en veracidad, el atributivo gaudiano.
En el caso de Amadís el termino equivocado seria amadiano. Por fortuna, lo
Amadísiano de Cacho Blecua está perfecto.

*

43

El Código Universal de los Nombres de Persona
Tal como el código genético rige los procesos bioquímicos en todos los
organismos del mundo orgánico, en la esfera lingüística de los nombres de persona hay
un código universal que sostiene los procesos fonéticos y semánticos de creación y
variación lingüística. El código consiste en diez elementos, o grupos binarios básicos,
que hacen las veces de operadores binarios fonosemáticos.
A ellos se agregan otros cinco fonosemas vocálicos, entre los cuales hay sólo dos
que forman un grupo mínimo encontrado en todas las lenguas naturales, junto con cinco
semas sonantes, o con-sonantes, a los cuales se les agrega un son híbrido, que puede
transformarse tanto en vocal, como en consonante, y representa el único operador que
está en el origen de todos los sonidos, vocalizaciones, o emisiones vocales de todos los
nombres de personas.
Con estos elementos se construyen todos los nombres de persona de las lenguas
naturales y por ello el código adquiere valor universal.
He aquí los detalles:

B, G, D, L, M – Los Cinco Semas fundamentales. A cada uno le
corresponde un Fono especifico, U, E, O, I, A, respectivamente. El
grupo mínimo de fonos en las lenguas naturales es A, I. (Eso quiere decir
que no hay lengua natural sin /a/, [a] y sin /i/, [i])

El operador universal H, emisión fonosemática respiratoria, común a
todos los humanos, y presente en la sonorización de la respiración.

La forma básica del código es
A, B, G, D, L, M, I, H
Un esquema de operatividad del código seria el siguiente:

B

G

D

L

U

E

O

I

M

A

Los cinco operadores binarios semánticos, o Semas Fundamentales, forman por
simple combinación, diez grupos semánticos:
BG, BD, BL, BM, GD,
GL, GM, DL, DM, LM

44

Estos operadores binarios reciben en su variación lingüística los fonos vocálicos
básicos, primero con el grupo mínimo A, I y luego con el resto de tres variantes
fonosemáticas E, O, U:
BAG, BAD, BAL, BAM, GAD,
GAL, GAM, DAL, DAM, LAM
BIG, BID, BIL, BIM, GID
GIL, GIM, DIL, DIM, LIM
BEG, BED, BEL, BEM, GED,
GEL, GEM, DEL, DEM, LEM
BOG, BOD, BOL, BOM, GOD,
GOL, GOM, DOL, DOM, LOM
BUG, BUD, BUL, BUM, GUD,
GUL, GUM, DUL, DUM, LUM
Luego de estas combinaciones básicas, las operaciones combinatorias se vuelven
cada vez mas complejas, formando clases trinarias, o ternarias, por la combinación de los
cinco semas B, G, D, L, M:
BGD BGL BGM BDL BDM
GDL GDM DLM BLM GLM
clases cuaternarias - (BGDL, etc), quinarias –(BGDLM, etc.), etc., para responder a los
requerimientos de combinación simple, en todas las lenguas naturales.
Cada uno de los Fono-Semas cardinales - A, B, G, D, L, M, I, H tiene, a su vez,
variantes:
A B G D L M I H

E F C T R N Y
O P J TZ
Ñ
U V K
Q
S
X
Z
H tiende a identificarse con la serie paronímica de G.
No confundimos aquí el valor fonético [a], o fonológico /a/, (para dar sólo un
ejemplo) con la representación alfabética A: la presentación del código se propone bajo
esa forma, en aras de simplicidad gráfica.
Ahora bien, en lo que concierne al valor semántico de los diez operadores básicos,
hay que insistir que hay, ciertamente, un estrato primigenio de sentido universal para
cada uno de los diez grupos semánticos fundamentales.

45

Sin embargo, el tiempo, el espacio y la perspectiva particular de los usuarios han
generado variaciones semánticas aleatorias y circunstanciales, y a consecuencia de ello,
el sentido primordial ha quedado opacado y oculto, mas no desterrado.
En un principio, a los cinco Sema-Fonos – B, G, D, L, M se les ha asignado un
valor semántico arcaico, relacionado con los llamados cinco elementos/esencias de la
materia/sustancia:
B – Agua
(Río, fuente, manantial, cascada, lluvia)
G – Madera
(El mundo vegetal, árboles, flores, etc. Correspondiente al Éter aristotélico, considerado
como quintaesencia)
D – Piedra y Aire
(El mundo mineral, montañas, rocas, etc. y la esfera eólica del Aire - viento, brisas,
borrascas, etc.)
L – Fuego
(La esfera de lo ígneo, luces, llamas, sangre, etc.)
M – Tierra
(barrancos, fosas, cavernas, sementeras, y todo lo relacionado con la esfera agrícola de
los sembradíos). Por lo que atiene y atañe al sentido arcaico, estos sustratos semánticos
siguen presentes en todos los nombres de personas, a pesar de los planos externos
debidos a la catacresis diacrónica de la disminución ontológica de sentido y a la
presencia y acumulación de diversas significaciones agregadas en el proceso de la
adquisición de múltiples planos de operatividad social e histórica.
Es la primera vez que se propone un código de esa naturaleza para explicar el
origen de todos los nombres de persona en las lenguas naturales.
Un primer intento de universalidad fonosemática lo encontramos en la obra del
jesuita Athanasius Kircher.
Kircher presenta una famosa tabla de setenta y dos nombres de Dios, escritos en
forma circular, en setenta y dos lenguas naturales.
Umberto Eco ha analizado con sutileza los procesos divergentes de la búsqueda
de una lengua perfecta, en su libro con el mismo nombre. El mismo autor presenta la
construcción circular de Athanasius Kircher, en otro de sus libros. En este presente texto
se anexa un breve diccionario morfológico de los nombres propios de El Amadís. En el
índice se marca la raíz o etimón de cada nombre y también su composición morfológica.
De este modo se puede confirmar la validez operativa del código universal de los
nombres de persona. Sin embargo, la labor de la taxonomía y de-construcción
morfológica de una palabra es un proceso muy complejo que implica densos
conocimientos lingüísticos y filológicos. Es un remontarse a los orígenes mismos de las
lenguas y a las fuentes del lenguaje. Todas las lenguas naturales son regidas por las leyes
lógicas del lenguaje.

46

Algunos puntos esenciales de la Onomatología
El nombre personal es mucho más que un modo sencillo de identificación. Es la
dimensión esencial del individuo, su cuerpo y su vestido fonosemático. Todos los
nombres propios poseen una fuerza doble: de evocación y de creación, vale decir una
fuerza poética. Por otra parte, el nombre propio posee también una fuerza de
constricción, o de sujetación, pues el sujeto es reducido a su nombre, por vía de la
palabra. El nombre propio es una cosa viva, y posee el poder mágico de evocación - a
través de la invocación de su cuerpo fónico, o sonoro – del propio cuerpo físico que está
nombrando. El proceso de creación de los nombres propios es patente en la obra de
Homero, Rabelais y J.R.R. Tolkien. El nombre refleja la presencia y la categoría del
personaje en la jerarquía de valores sociales y existenciales del sujeto. Es lícito recordar
aquí el más famoso de los nombres de persona: el Nadie de Odiseo. El etimón del
nombre de Odiseo esconde el mismo sentido del oudes griego - nadie. Es precisamente su
sentido lo que le salva la vida al héroe homérico, en el episodio del cíclope Polifemo. En
realidad, todos los seres humanos son ninguno, o sea nadie, el nombre verdadero del Ser
cósmico y existencial que desciende al mundo de la sustancia, como un náufrago en una
isla, representada por su cuerpo físico. El caso de Guilgamesh y su nombre es gracioso:
luego de investigaciones lingüísticas que han durado mas de un siglo, los asiriólogos han
descubierto que el valor inicial GUIL, o GIL, que habían dado los expertos a un grupo de
trazos cuneiformes en las tablillas de la Epopeya de Guilgamesh, tenía que leerse BIL, y
no GIL. Dejemos el GIL para el GIL BLAS.
47

No obstante, debido a la fama adquirida por ese nombre propio, a lo largo de más
de cien años, se ha decidido dejarlo tal como había sido presentado y leído
fonéticamente: GILGAMESH. Aunque el experto sepa que ese GIL es BIL, el público
general puede dormir tranquilo con su GILGAMESH.
La meta de este escrito no es mostrar un conocimiento erudito del texto de El
Amadís sino de mover a los lectores hacia la lectura de este bello libro donde encontrarán
materias de gran sutileza ética y existencial.
Un libro de mil páginas no se lee fácilmente.
Pero si alguien me diría que allí se encuentran materias de júbilo y secretos que
otros libros ni sospechan abrigar entre sus páginas, lo leería con tal gusto que ni los más
acérrimos obstáculos de tiempo y falta de ocio me harían renunciar a tal desafío.
El Amadís es un libro sobre el destino, sobre el horizonte del amor sincero y sobre
la madurez del individuo humano.
No quiero mostrar aquí cuan entendido pueda ser en materias medievales. Soy el
pianista en este saloon de forajidos que es la sociedad actual. Este texto es una defensa, o
sinegoría, de El Amadís y un breve discurso para captar la atención de los jóvenes y
sugerirles la lectura de ese libro medieval. El Amadís es un tesoro de sabiduría y humor:
vayan a buscar la increíble historia que se encuentra en el capitulo LVI del Segundo
Libro. Uso una bella figura poética del texto de la Odisea para describir el valor
escondido de El Amadís: como un carbón encendido aun, escondido entre las cenizas de
un fuego acabado de ayer, agarro a El Amadís que me ayuda a prender y a avivar una
nueva llama y me ahorra pedir lumbre al vecino. Una de las más bellas imágenes
literarias que alguna vez haya leído es la imagen del hexagrama cuatro, llamado MENG –
La Inocencia Juvenil del antiguo Libro de los Cambios, el I Ching:
“Abajo, junto a la montaña surge un manantial: la imagen de la juventud. Así el
noble buscador, mediante una conducta y actuación escrupulosas, nutre su carácter.”
He aquí las últimas palabras del Canto V, de la Odisea, (versos 474-519). Antes
de seguir tengo que presentar al lector un lugar mágico de la anatomía humana, un sitio
relacionado con el entrecejo, la puerta de toda maravilla. En El Amadís, este lugar es
identificado metafóricamente con las maravillas de la Ínsula Firme. Allí deseo yo
encontrarnos, bajo el Arco de los Amadores, todos nosotros. El entrecejo es el lugar
donde Odiseo se acuesta a descansar. He aquí el episodio de la Odisea:
“Meditando entre si discurrió que mejor le estaría refugiarse en la selva: se
mostraba demasiado cerca del agua y era demasiado visible en la altura. Entró en la
mitad de las frondas de los tallos brotados del mismo lugar que eran, el uno de acebuche
y el otro de olivo. Jamás las pasaba el furor de los húmedos vientos, ni el sol con sus
rayos, ni las aguas de lluvia, en tal trabazón, abrazados se mostraban los dos. Entre
ellos metiéndose Ulises/Odiseo y hacinando el follaje, dispúsose un lecho espacioso, que
eran muchas las hojas (pensamientos) allí derramadas, bastantes para abrigar a dos
hombres o tres, de la dura intemperie, por muy recio que fuese el látigo del tiempo.
Gozase de mirarlas Ulises divino, el de heróica paciencia, acuéstase en mitad y cubrióse
de espesa hojarasca.” (487/V)
Ultimas palabras del canto V (488.V):

48

“Como un hombre en remota heredad, sin vecinos en torno, escondiendo un tizón
en los negros rescoldos, reserva la simiente del fuego (sperma pyros - 490.V) y excusa,
(se ahorra) el pedirlo a otra parte, tal allí se cubrió con las hojas Odiseo/Ulises y la
Atenea (La Inteligencia) en sus ojos el sueño vertió, luego le cerrase y calmara, sin mas,
su penosa fatiga . . .”
Dime lector, ¿Dónde está Odiseo, ahora mismo? ¿Sabes, acaso, cual es el lugar de
tu cuerpo que abriga aquel sueño que trae calma a tu “penosa fatiga”? Es el entrecejo,
llamado Shamballah, o Shangrillah, el famoso país que pocos visitan, tal como aparece
descrito en el capitulo 80 del antiguo libro llamado Tao Te Ching de Lao Tse.
Escondido, abrigado y guardado allí en su luz, como una brasa en ceniza, el Ser es
como un carbón encendido al cual acude el que desea prender de nuevo el fuego, es una
llama, una luz esplendida, ahorrándose así pedirle a otro, lumbre y ascuas. ¿Qué significa
todo ello? Significa lo siguiente: No necesitas preguntar a otro sobre los misterios de los
asuntos trascendentes y existenciales de tu destino, pues los encuentras en ti mismo,
concentrándote en el entrecejo, en espesa hojarasca . . .

49

La Imposición del Nombre
Como una condecoración visinvisible, el nombre propio se le impone al portador.
Así como por imposición de manos – el término ceremonial griego es keirotonía – se
transmite la energía y la gracia del poder, a quienes van a recibir ciertos sacramentos y
potestades para luego hacer uso sagrado de tal investidura, también el nombre propio se
impone: es la onomatonía griega.
“ Mulligan will dub me a new name . . .“ (Ulysses/II, James Joyce, p. 42,
ob.cit.) – “Mulligan me va a imponer un nuevo nombre . . .”
Elverbo to dub, en inglés tiene sonoridades iniciáticas: se usa en la ceremonia de
consagración de un caballero: “I dub you knight, be brave, right and truthfull . . .” – “ Te
armo caballero, se valiente, recto y verdadero”.
El nombre es una carga, un tributo que hay que pagar, una obligación, una
responsabilidad, un compromiso y un deber existencial.
Si analizamos con atención este gesto descubriremos que la acción puede ser leída
también a la inversa: al nacer, o al serle impuesto, el sujeto cae en su nombre, se desliza
en sus sonoridades, pues los nombres personales son predestinados. Me ha sorprendido
muy gratamente el capítulo La adquisición de un linaje y de un nombre, en sólo dos
paginas, de la erudita introducción que hace Juan Manuel Cacho Blecua en su versión de
El Amadís, en dos volúmenes. (Cátedra, Madrid, 2008, Pág. 142-144)
Sus comentarios son reveladores. Intentaré agregar algunos datos, aunque con
menor fortuna. Tal vez sea una paráfrasis de lo que ya ha escrito Cacho Blecua, pero vale
la pena repetirlo, aunque sea con algunas de sus mismas palabras. Una vez investido
caballero, decide Amadís ayudar a su padre, que no conoce personalmente, pues su
condición de expósito en las aguas del mar – es un thalasso-nauta – lo ha alejado del
privilegio de disfrutar de una infancia al lado de sus progenitores.
Marcha Amadís a Gaula, y allí es reconocido - (ese evento es la anagnorisis) gracias a Oriana y a sus buenos trámites.

50

Oriana descubre la identidad familiar de Amadís gracias a la “cera” o documento
sellado y dejado en la arqueta con el niño, en acorde preciso con la situación y llamado
luego, a falta de un nombre conocido, Doncel del Mar. Oriana se entera del nombre
Amadís a través de este documento y envía a la Doncella de Dinamarca “para que se lo
transmita” – dice Cacho Blecua. Con ello, Oriana interviene tanto en la investidura del
nombre como en su apocalipsis - revelación. El nombre había sido “adquirido” par
default, aun antes de ser “conocido” por su portador.
Cacho Blecua nos informa que la anagnorisis, o “reconocimiento” del héroe, no
ocurre por la carta encontrada en la arqueta, sino por vía de un proceso en el cual se
hacen presentes los códigos amorosos.
Amadís vence al rey Abies de Irlanda, que luchaba contra su padre y finaliza así
la contienda. En la jerarquía de las gestas de Amadís, ésta ha sido la mayor victoria.
Justo después de ese momento, la Doncella de Dinamarca le entrega la carta en la
cual está escrito su justo nombre y la anamnesis de su descendencia genealógica: padre
Perión y madre Elisena. Amadís se entera que es hijo de reyes y la noticia viene por vía
de su amada.
El objeto que desencadena toda la serie de eventos de identificación es un anillo,
imagen metafórica de la naturaleza femenina.
Este anillo también ha sido clave para el rey Perión y para Elisena, con la cual se
casa luego del nacimiento de Amadís. Hay un momento de crisis: se asoman las
circunstancias de una ruptura anecdótica en la historia y surge un apuro. Melicia,
hermana de Amadís, pierde, por extravío, el anillo que le había sido entregado en
custodia por su padre.

51

Sin pensarlo dos veces, como si fuera cualquier melindre, Amadís le regala a
Melicia su anillo, muy parecido, si no idéntico, al anterior, ya que su madre lo había
depositado, junto al niño recién nacido, en la arqueta dejada al merced de las olas. Es el
mismo anillo que Oriana no había elegido, en un cierto episodio anterior. La niña Melicia
se lo devuelve al padre, y para que las cosas se compliquen, aparece el otro anillo.
Melicia confiesa a su padre que el otro anillo es de Amadís, y que se lo había dado para
que ella pueda salir de ese apuro. En ese instante, Perión se pone atento: “el rey ovo
sospecha de la Reina, que la gran bondad del Donzel del Mar, junto con la su demasiada
hermosura, no la oviessen puesto en algún pensamiento indebido, y tomando su espada
entró en la cámara de la reina.”(I.X)
Un marido, con una espada en la mano, preguntado ¿Qué es eso? y esperando
una explicación, es un momento de agudo peligro. Elisena se defiende como puede:
cuenta como había abandonado a su primer hijo, justo al nacer, y como había dejado la
espada y el anillo en la arqueta, como testimonio. Tal indicio es nada menos que el
testimonio que designa al Doncel del Mar como primogénito de la pareja, llamado con el
nombre de Amadís. La espada es la metáfora de lo masculino y junto con el anillo forman
la pareja simbólica de la unión mística - los esponsales de lo circular con la línea, el
anillo y la espada. Esto es equivalente a la imagen de la piedra en la cual ha sido hendida
la espada Excalibur, la sustancia que recibe el juego del sonido del nombre y el esplendor
de la luz. La situación es difícil: Amadís parece el antagonista amoroso de su padre, y su
padre sospecha un affaire entre el hijo y su madre, pues desconoce la realidad de los
hechos y en consecuencia considera manchado su honor.
Así entramos directamente en el modelo teórico del principio universal de la
Verdad: una realidad y su ficción, el instante de contemplación y consideración de los
hechos reales y ficticios y el caso mismo, que requiere comprensión y veraz
entendimiento. Tengo que extenderme aquí y desglosar un tema ardiente:
¿Qué es Verdad?
¿Qué es Realidad?
¿Qué es Ficción?
El Principio de Verdad
(en griego " Alethéia")
Su raíz, idea o semilla, es la verdad misma. Se divide en dos aspectos simbólicos
que se necesitan recíprocamente, la Realidad y el Misterio de esa Realidad, que, por lo
general, es ignorado, obviado, descuidado, pasado por alto y relegado a la categoría de
término extravagante. No obstante la realidad necesita de su misterio, tanto, como el
misterio necesita de su realidad. El dado es un objeto genial y prototípico que sugiere la
existencia de una Verdad "extralimitada" y potencial, presente de modo virtual, "en
potencia", por la unión de dos caras opuestas y por definición, "simbólicas":
1 con 6, 2 con 5, y 3 con 4. El número 7 está presente de modo virtual en la unión de dos
caras pero, a la vez, está ausente, ya que no está representado gráficamente en ninguna de
las seis caras. Por otra parte, la Realidad es siempre la cara superior, la que, de hecho, es
operativa y la que "gana", siendo la cara que se percibe desde lo alto.

52

Por más que alguien contemple el dado desde una perspectiva lateral, resulta irrelevante
el número que este sujeto percibe, ya que lo que interesa es la cara horizontal superior.
Su "misterio" es la cara opuesta, que no se ve desde ningún lado, pero, al
conocerse la suma que hace con su cara opuesta, se puede fácilmente deducir, por ser
complementaria a, o simbólica de, su realidad.
Con esta simple semejanza se percibe cuan importante es "considerar" el misterio
de una realidad patente.
Como término, la palabra griega "misterio" se encuentra en nuestra lengua
(español) bajo la forma latina del término "secreto".
El "secreto" es "misterioso" y el "misterio" es "secreto".
El español los acoge a los dos y por ello existe la tendencia de creer que son
aspectos distintos de la realidad, cuando son palabras diferentes para designar la misma
figura simbólica.
Una de las leyes maravillosas de los principios universales es la siguiente:
Toda realidad tiene su misterio y todo misterio su realidad.
Toda realidad tiene su ficcion y toda ficcion su realidad.
Como bien percibe el observador atento, estas afirmaciones no pueden ser
atacadas, negadas o rechazadas sino confirmadas y aceptadas como tales. El aspecto
gráfico del modelo teórico general de los arquetipos o Principios Universales, se presenta
en la siguiente forma romboidal:
1

2

3
4

5
· El 1 es la idea
· El 2 es uno de los dos términos simbólicos, o la Realidad
· El 3 es su Misterio, o aspecto secreto
· El 4 es la Metáfora, o "funtor", el elemento unificador que completa la entidad,
instancia total, inicial u original, desde la cual han partido, salido o se han separado, los
dos símbolos
· El 5 es el Prototipo, o elemento tangible en la lengua y en la naturaleza
Verdadero o Falso: he aquí una impropiedad de lenguaje. La mayoría de los
lógicos usan esa expresión y con ello construyen un despropósito.
No se imaginan siquiera que estos términos no pueden presentarse en antitesis.
La expresión auténtica sería cierto o falso, puesto que la partícula "o" es una cópula de
elección de entidades, más que semejantes, idénticas.

53

La Verdad (y lo "verdadero") es un principio que incluye y proyecta en la lengua,
otros símbolos (la realidad y el misterio) y, en cuanto a lo "falso" y a lo "cierto", como
dos instancias simbólicas, habría que percatarse que pertenecen a otro principio universal,
o arquetipo, en este caso la Justicia. Lo "cierto" y lo "falso" no es que no sean
"verdaderos": simplemente no pertenecen al principio de la verdad y, por tanto, no
pueden ser categorizados en el marco de ese principio. El principio al cual pertenecen los
operadores simbólicos de "cierto" y de "falso" es el principio de Justicia. La metáfora de
la verdad es el acto de considerar, con su correspondiente "consideración". La
consideración es un tomar en cuenta.
En la operación de unificar los dos símbolos, se tiene que considerar el misterio
junto con la realidad de las cosas y la realidad junto con el misterio de las cosas, vale
decir en "conjunto" con su misterio. Este proceso es "metaforizar" o "transportar" el uno
hacia el otro y al otro hacia el primero, para trascender el plano de la actualidad doble y
así llegar al plano de la existencia única de la idea.
Como nos damos cuenta, los símbolos no pueden ser más que dos, una alternativa,
cada uno representando al otro bajo la forma de "complemento".
Hemos llegado así a otra ley de los principios universales:
El aspecto simbólico de los principios universales es doble y de naturaleza
complementaria.
El prototipo de la Verdad es la Cosa, palabra curiosa pero muy familiar en todas
las lenguas naturales. Hemos visto que una "cosa" puede ser un "hecho", un "ser", o un
"objeto".
Todos estos aspectos merecen ser llamados "cosas" y, de hecho, son así llamados.
Cuando utilizamos la expresión "en principio . . . tal o cual cosa es así" o " eso debe ser
así, en principio . . .", nos referimos precisamente a ese modelo lógico-teórico del cual no
puede escaparse ninguna aseveración veraz, original y auténtica.
Además de las aseveraciones, en la lengua usamos:
· Declaraciones
· Postulados
· Proposiciones
· Afirmaciones
· Consideraciones
· Inferencias
· Enunciados
· Observaciones
· Aclaraciones
· Representaciones
· Deducciones
· Conceptos
· Categorías
· Nociones
· Ideas
· Distinciones
· Expresiones
· Criterios

54

Con ello tenemos y tomamos "en cuenta" las posibles contradicciones.
Algunos de estos términos son redundantes: un "concepto" es una "categoría",
aunque ello no se sepa, una "idea" es una "noción", etc.
Esto ocurre debido al hecho de ser aceptadas, en el seno de una misma lengua,
palabras que designan el mismo principio, en una lengua diferente. Tenemos aquí el caso
de los términos propiciados por el griego y el latín, presentes en español. Lo "original" se
refleja en lo "auténtico" y tanto lo "falso" como lo "cierto" pertenecen a otro principio
universal o arquetipo, la Justicia. En consecuencia, no entran en el modelo teórico del
principio de veracidad, o de Verdad.
Cada uno de los cinco elementos del principio tiene múltiples variantes, todas
presentes en la lengua. En el caso que nos ocupa, lo "original" y lo "auténtico" no son
más que aspectos particulares de la Idea (lo original, el origen, la raíz, etc.) y de la Cosa
(lo auténtico, lo preciso, lo conforme, etc.), respectivamente. En última instancia, la
piedra de toque de todas las aseveraciones es el modelo lógico-teórico y su patrón gráfico
o diagramático. Este sello o patrón expresa una verdad universal.
El principio de veracidad tiene, pues, el siguiente modelo:
La VERDAD

La REALIDAD

El MISTERIO
La Ficción
La EXPERIENCIA
La CONSIDERACIÓN

La COSA

Como variante de la acción metafórica de la "consideración", tenemos la palabra
tradicional "mito", cuyo sentido en griego es "hilo" o "hebra" y tambien “cuento
tradicional”. Aunque en el griego hay una diferencia entre TH (pronunciada como como
el TH - /th/ ingles) y T, y en el léxico clásico griego existen Mythos y tambien Mitos, la
diferencia no afecta el fondo arcaico y al etimón primordial, pues el código universal de
las lenguas considera a las variantes y a las variaciones como derivadas y relacionadas
con la base primitiva de la cual desciende.

55

El Mito es el único proceso intelectual y tradicional que "toma en cuenta" a la
realidad de las cosas, junto con su misterio, lo que representa, en sí misma, una
definición muy precisa del mito como lugar de unificación del misterio y de la realidad.
No obstante, el mito es una variante léxica de otro principio universal llamado Tradicion.
El misterio necesita de la ficcion para ser sugerido y evocado y la realidad está
siempre vestida de la ficcion. La ficcion es tan verdadera como lo es la realidad y, como
pareja de complementarios, forman y componen el principio de la verdad. Para acceder a
su raíz y origen tenemos el recurso de la experiencia mítica, metáfora o transporte de la
realidad hacia la ficción, o viceversa, de la ficción hacia la realidad. Llegamos ahora a
discurrir sobre uno de los aspectos más curiosos del lenguaje. La contra-figura o el antiarquetipo de la verdad es la mentira. Su aparición en la lengua está anclada en la
necesidad infantil, y por ello es producto de una obvia inmadurez de los usuarios. Es el
deseo de aniquilar, o denigrar el principio universal al cual se le enfrenta, y disminuir asi
su efecto operativo en la lengua.
El contra-principio no existe en el lenguaje, es decir que no tiene ningún lugar en
la memoria óntica de los principios universales. Por lo tanto, tampoco se encuentra en la
célula, o en los cromosomas, o en el ADN.
Se trata de un virus que ejerce una mutación intelectiva y, en consecuencia, debe
ser aniquilado, como contrapartida de su proyección hacia su meta destructiva. Este virus
de la lengua y del intelecto humano ha hecho mucho daño en el habla y en las
operaciones sociales de la humanidad. ¿Cuántas veces, cuando niños, no hemos invocado
a la mentira para definir algo que suponíamos "no-verdadero"? Ya adultos, hemos
seguido en la misma senda, lo que ya no es, precisamente, un acto de inteligencia y
madurez. Decir que la "mentira" no existe resuelve mucho, aunque su presencia es
marcada como palabra, desde el mismo momento en el cual se invoca el principio
universal de la veracidad. La gente ya está domada para creer que la "mentira" se opone a
la "verdad" y, por ende, todo el mundo separa las "cosas" en dos planos: verdad y
mentira.
El principio universal no se puede simplemente aniquilar con nombrar su "contraprincipio", aunque se le estanca de modo ratero e inicuo cuando se le opone, como pareja,
una palabra parásito. He aquí otra ley de los principios universales:
Nada puede anular un principio universal pues tal principio no tiene parangón en
el mundo de las palabras.
El contra-principio, tan sólo daña y opaca la claridad solar del principio, como
una nube pasajera, como un virus que debe atacarse por una vacuna, y su efecto es
efímero, momentáneo y pasajero.
Es un fenómeno nebuloso, oscurecedor y oscurantista.
Asimismo, existen tantos contra-principios como principios, pero su presencia en
la lengua no arrastra otros elementos, ya que no poseen ningún modelo lógico-teórico.
Son meros parásitos de la lengua, y ni siquiera llegan a compararse con los zánganos de
una colmena, por ser estos últimos, criaturas necesarias para el fin de la comunidad
apícola: son los amantes de la reina y sin ellos ¡ no hay miel! Los contra-principios son
elementos apéndices que se cuelgan a las ideas para intentar denigrarlas y opacarlas.

56

Lo consiguen en parte, puesto que el objetivo es estancar la dinámica del
lenguaje. El estudio y la búsqueda vuelven a iluminar y a desenredar la raíz de las cosas,
en toda esa cizaña, tal como debe ocurrir en el movimiento inmanente del lenguaje hacia
su propia expresión.
Según Gadamer, la revolución más importante de la época moderna ha sido el
descubrimiento de la consciencia histórica. Este filósofo sostiene que la verdad es
"histórica", dado que todo es histórico.
Algunos operarios del lenguaje aceptan, aunque resignados, a la historia y, por
otra parte, renuncian a considerar el principio de verdad.
Otros, aceptan la verdad y rechazan a la historia. La historia es un mero sistema
arbitrario y convencional para contar y memorizar hechos ocurridos antaño. Gadamer
sugiere que la expresión - " la verdad es histórica" - no significa la negación de la verdad,
sino un límite que a la verdad se le impone, una mezcla de ingenuidad y prepotencia para
implantar la verdad de la opinión humana en los anales de la memoria. Algunos otros
creen que ello afirma la existencia de la historia como también la presencia de la verdad.
De hecho, Gadamer sólo expone una opinión que, lamentablemente, está lejos de ser una
visión. Nos quedamos con Heráclito, cuya visión trasciende la historia, cuando escribe lo
siguiente, hace más de dos mil años: " Es preciso comprender que la contienda es algo
común, que la justicia es discordia y que todas las cosas se producen según la discordia
y la necesidad" (Fragmento 80)
Una de las variantes del principio de Verdad es la idea de todo.
Se opone el todo a la nada, por un malentendido de principios, como también se
pretende oponer la vida a la muerte. De hecho, la nada es un contraprincipio, el antiarquetipo del vacio, principio al cual se le opone para denigrarlo y opacarlo.
P. ¿Qué hay?
R. Todo.
P. ¿Cómo se manifiesta el todo?
R. En las cosas.
P. ¿Qué son las cosas?
R. Son seres, hechos y objetos.
Junto con las criaturas, las entidades conocidas y desconocidas, los Seres forman
el grupo óntico de las "existencias".
El siguiente modelo lógico-teórico resuelve este dilema:

57

El VACÍO

ESO
ALGO
Las COSAS
y sus nombres

El TODO
Las Cosas, complementos de Algo, son continentes y contenidos vibrantes, son
una extensión material y energética de la verdad: al aceptar la presencia de una "cosa",
ello permitirá que se "desocupe" el lugar que la "cosa" ocupa y a la vez desocupa, y en
consecuencia, se transforma así en "algo".
En eso encontramos la figura metafórica de la unión de los dos símbolos, el algo
y las cosas. El Todo es el prototipo del Vacio, y es el único modo palpable de entender la
noción trascendente de la vacuidad.
La nada, por su parte, hace las veces de antiarquetipo, o contra-principio.
Debemos acostumbrarnos al uso de estos operadores, para salir de las impropias
asociaciones que hacemos cada día cuando oponemos el Todo a la Nada.
En el marco del sistema jurídico de Estados Unidos, los testigos, con la mano
derecha elevada y la izquierda depositada sobre la Biblia (el libro está cerrado y no
abierto, como en las ceremonias religiosas, o masónicas), juran decir la Verdad, toda la
Verdad y nada más que la Verdad, una invocación requerida para considerar sus
declaraciones.
La expresión es un truísmo de inútil referencia, puesto que cualquier cosa que el
testigo diga, (difícilmente dirá "toda" la verdad) puede considerarse como "cierta", o
como "falsa", para establecer, luego de averiguaciones y contemplaciones que llevan
hacia el veredicto del caso.
En cuanto a la verdad, hemos visto que es un principio universal que opera con
elementos diferentes de la certeza y de la falsedad.
La "verdad" que en ese acto declarativo se solicita, no puede ser otra que la
verdad única, y está claro que la declaración siempre estará regida por el principio de
veracidad, por más que el testigo lo diga, o lo deje de decir. No es el testigo quien debe
reflexionar en la veracidad de sus declaraciones, sino el jurado y el juez.

58

El testigo sólo se limita a afirmar y a declarar lo que supone y estima conveniente,
y hasta puede manipular los datos, en compañía de los abogados. Por otra parte, el
acusado, puesto entre la espada y la pared, (nunca ha sido más oportuna esa expresión
folclórica), diga lo que diga, debe saber que todo lo que está diciendo se utilizará "en su
contra" y se le advierte de ello, en el momento de su arresto.
Pareciera que lo que dice el acusado no se usará nunca "a su favor", sino que los
aspectos que acaso lo favorecerían, serán, tal vez, callados y/o pasados por alto.
La meta de la justicia no es el castigo sino la enmienda, o el enderezar de los
entuertos, como decía Cervantes. La resolución de los casos se fundamenta en certezas,
rechazando las falsedades. La finta, el truco, el gámbito, o el engaño, no forman un rango
de la mentira, ya que son mañas y artimañas permitidas en el Juego, pero no en la
Justicia, hasta tanto los linderos de la actividad lúdica puedan permitirlo. Con eso quiero
decir que hay un cierto límite, hasta en el juego, para los engaños y para los trucos.
Todas las informaciones sobre los principios universales son de gran utilidad en el
marco jurídico. Un abogado inteligente podría alcanzar el éxito de sus casos si se ilustrara
en los principios universales y en sus modelos y operadores. Por otra parte, un abogado
debería aceptar como exitoso un caso, cuando su cliente comprenda y acepta el veredicto,
no sólo cuando el acusado queda libre, por ser absuelto, o considerado inocente.
Lo que más desea el culpable es ser castigado, para con ello lavar la culpa que le
pesa en los hombros, como piedra de molino. Dulce es la carga del castigo en la espalda
del culpable, dicen los poetas.
En realidad, los "hombros" son aquí la consciencia, memoria punzante de
nuestros errores e inadvertencias. Yo tenia derecho de permanece en silencio. Sabía, pues
me lo habían advertido, que todo lo que escriba se podría utilizar en mi contra.
Lo que escribo es pura ficción. Habíamos dejado a Amadís, a su madre y al rey
Perión, su padre, en un congelado cinematográfico, en pos de verificar la verdad de los
hechos. Pero es que la verdad es intangible: solo podemos exponer la realidad o la ficción
y sólo entonces, la cosa se manifiesta en su crudo valor existencial: la cosa, las cosas,
son tangibles.
No es la explicación de los hechos lo que salva la situación. Lo que aleja el
peligro es la comprensión de los hechos y el entender de las cosas.
El padre entiende que se encuentra frente a su hijo, que había entregado el anillo,
su propio signo de identidad, a su hermana, desconociendo que era su hermana, y a través
de esa generosa renuncia está encontrando sus propias señas y signos de identidad.
Cacho Blecua define la situación con pocas y bellas palabras:
”El objeto ha servido para iniciar los primeros contactos entre los padres y para
reconocer al hijo.
Símbolo de lo redondo, ha presidido todos los aconteceres de esta narración
cíclica. El Doncel del Mar ahora es Amadís.” (Pág. 144, ob.cit.)
Una sola cosa debo agregar aquí: el anillo no puede ser símbolo de lo redondo
pues su misma redondez es símbolo de algo complementario: en este caso preciso, el
anillo es símbolo de la espada.

59

Línea masculina y círculo femenino, en esa precisa pareja simbólica, espada
masculina y anillo femenino, Behemot y Leviathan - los elementos complementarios de
la unión entre el hombre y la mujer – es la ecuación que nos conduce al modelo lógicoteórico del Ser.
En esta pareja simbólica el erotismo no está ausente: la innombrada y el Enano
Ardian tienen su lugar en la lista.
Por tanto, y con todo eso, los dos símbolos y su unión conllevan hacia el
arquetipo del Ser.
Cada fase de la vida, cada periodo, momento, instancia y circunstancia, son
eventos de la secuencia de los cambios que acontecen en la vida de un personaje. Lo que
más desea un evento es acontecer. Los nombres cambian, como los personajes, o tal vez
sea lo contrario – al cambiar los personajes, cambian también los nombres de los
personajes.
En realidad ocurre lo siguiente: al cambiar las circunstancias, el personaje está
obligado, impelido, presionado y empujado a cambiar, pues sin estas presiones, nadie
cambiaría nada y en nada su comodidad rutinaria del divino far niente, por los desafíos
del incógnito futuro.
El cambio no se puede ni dominar, ni entorpecer, pero lo que si tenemos en
nuestras manos es la capacidad de influir en la secuencia de los eventos que el cambio
requiere.
Oriana es la constante inspiración de Amadís en su viaje aventurado por los
laberínticos senderos del cambio.

60

En la Fragua de los Nombres
¿Han visitado acaso alguna vez la fragua de un herrero? Hay que entrar, no sólo
mirar desde fuera, como los turistas. ¿Han sentido el fragor del fuego y el cundir de las
llamas por la boca del horno?
¿Se han paseado por las nubes de centellas y escoria? ¿Han visto como se
retuerce el oro en una esfera de aguas como océanos multicolores, al fundirse en el
crisol?
A algunos de nosotros casi se nos olvida que había antes, un objeto como el
yunque, y menos recordamos su nombre en ingles – anvil – de románticas y artúricas
vibraciones.
Hay nombres de herreros famosos, entre ellos el dios griego del fuego, Hefaistos,
(HE – FEST – OS) que se decía que era cojo, por culpa de Zeus, que lo agarra de un pie
y lo arroja fuera del Olimpo, cuando Hefesto sale en defensa de su madre, HERA (HER
–A), en el ardor de una pelea a causa de Herácles (HER – A – CLES).
El herrero es también armero y viene al caso decir que fraguar un nombre de
persona, digamos un nombre de gigante, como Bandaguido, o Dramuziando, o Ascapard,
o Harpins de la Montaña Voladora, o Ferracutus - por ejemplo, es como fraguar una
espada.
¡Es el Cielo y la Tierra el Gran Horno, y la transformación es el Gran Fundidor!
(Chuang Tze, Cap. 6).
Se de otros herreros míticos: el Ilmarinen del Kalevala finés, o el Tubalcain de la
Biblia, el Brahmanaspati de los Vedas, que fragua el universo y sus mundos, o los enanos
que fraguaron el martillo de Thor.
61

La forja está ligada a la creación de la palabra y sin embargo la participación
metafórica del herrero comporta y atrae el peligro de usar tales predios sagrados, sin estar
calificado. Ser un amateur y aficionado en la fragua trae graves desafíos, y obstáculos sin
fin. El herrero sagrado posee grandes poderes: puede traer la lluvia, y cura a los enfermos
que tienen el coraje de visitarlo y entrar en la fragua de su espléndido fuego. Es lo que
ocurre con la pronunciación de un nombre sagrado. Hay partículas - raíces, infijos y
sufijos y prefijos – que se mezclan, se funden y se martillan, para sacar a luz un nombre
de enano, o de un gigante, o de un caballero errante, o de una doncella encerrada. ¡Mira
al herrero irlandés Goibniu (GO – IBN – I – U) de la Segunda Batalla de Moytura, que
fragua las armas con las cuales los guerreros de Irlanda vencen a los Formoire (FOR –
MOIR – E), los poderes infernales. El herrero mítico es el demiurgo, que guarda en su
nombre la Gran Obra, en griego arcaico URG – OS. La creación de los nombres propios
es una alquimia del sonido, un proceso que se puede llamar anatexia, del gr. ana –
“hacia arriba” y texis – “fundición”. Así se llama la fundición de las rocas de la corteza
terrestre y de la formación de magma, por un proceso intenso de metamórfosis. Así
también, se crea un nuevo nombre de una persona – a través del magma semántico de su
propio destino existencial.
Hay que insistir en el hecho técnico del análisis y lectura morfológica de los
nombres de El Amadís, y en general de todos los nombres de persona. Su estructura no
ha llegado a tener esa forma a través de la evolución de la lengua en el tiempo, sino a
través de la fragua del poeta. El nombre propio es el resultado inexorable de una creación
alquímica y, como tal, posee un sello inamovible. No sufre el proceso de catacresis o
disminución ontológica del sentido, como ocurre en el proceso diacrónico de la lectura
etimológica de las palabras que viajan de una lengua a otra. Los nombres no se traducen,
o al menos no deben traducirse. He visto todos los nombres sagrados de los mayas,
traducidos en una versión del texto maya – quiche del Popol Vuh, a cuidado de Miguel
Ángel Asturias.
Me recuerdo que Asturias firma la introducción con su nombre autógrafo, y
agrega mas abajo, con su propia mano y letra, las siguientes palabras: “Prix Nobel”: – me
la suda – diría mi hija adolescente.

62


Breve Diccionario morfológico de los
Nombres Propios de El Amadís
(Las negritas indican la raíz o el Etimón Universal. Todos los nombres propios
están morfológicamente formados por prefijos, infijos y sufijos, combinados con la raíz,
o etimón, el elemento principal del cuerpo onomástico. La lista respeta el orden y las
sumarias descripciones del Índice de los principales nombres propios del Amadís de
Gaula de la edición del Amadís de Gaula, en Edit. Bruguera, versión de El Amadís,
edición 1969, de Ángeles Cardona de Gibert y Joaquín Rafel Fontanela)
Un nombre propio está formado por una raíz, o etimón, o base, o radical. Puede
contener también dos bases, o tres. A ello se agregan, a menudo, partículas de formación,
iniciales y/o finales. Se opta por llamar a estos componentes elementos de formación,
aunque tienen valor de prefijos y de sufijos. Hay también interfijos, elementos
intermedios que representan una suerte de vínculo entre dos bases, o radicales.
Como dato curioso, he aquí el hecho de que en los glifos del idioma maya escrito.
o esculpido en estelas de Yucatán, y en los ideogramas chinos llamados kanji en Japón,
existen, además de los prefijos, infijos y sufijos, unos componentes de formación que
tienen valor de superfijos y de subfijos, pues se escriben tanto en la zona superior del
cuerpo del kanji, o del glifo maya, como también en la zona inferior.
La dificultad de la des-composición de un nombre propio en componentes de
formación se supera al estar familiarizado el lector con los odones, (del gr. odos –
“camino”, aquí “camino sintaxifonosemántico”).

63

Son operadores sintaxifonosemánticos, por su cualidad de indicar las vías
sintácticas de generación fraseológica de las lenguas y al mismo tiempo de cargar el peso
semántico de los elementos que hacen las veces de “palabras”, como también de ventilar
los cambios fonéticos y fonológicos que ocurren en los procesos de transito temporal y
espacial, de cada lengua natural: son los universales del código lingüístico de todas las
lenguas naturales. Estos odones, en numero de sesenta – y – cuatro, son elementos
binarios. En los nombres propios, los radicales, o bases, son formados y compuestos por
odones binarios pero pueden desarrollar estructuras más complejas, a causa de las
combinaciones semánticas, y formar así grupos compactos de sentido, con tres, cuatro, o
cinco elementos. La de-construcción es materia de morfología y requiere un
conocimiento filológico, y a la vez lingüístico.
Como ejemplo, he aquí el nombre BRI - SEN - A: la base es – SEN – y la
partícula inicial BRI – hace las veces de prefijo. A ello se le agrega otra partícula de
formación, - A, que hace las veces de sufijo. La de-construcción morfológica aparece
bajo el siguiente aspecto: BRI – SEN – A. Ahora hay que analizar el sentido general, o
total, comenzando por la base y considerando los demás elementos, para así dar a luz el
nuevo sentido compacto y unitario del nombre. La partícula inicial de formación, BRI- ,
(de BRI –SEN – A), aparece también en el nombre BRIOLANJA (BRI – O – LAN - JA)
y sus variantes vocálicas cardinales BRA -, BRE - , BRO -, BRU -, están presentes en El
Amadís: BRAMANDIL (BRA –MAND – IL), BRANANDA (BRA- NAND- A),
BRAVOR (BRA - VOR), BRIAN (BRI – AN), BRISTOYA (BRI - STOY –A),
BROCADAN (BRO- CAD- AN),
BRODAJEL (BRO – DAJ – EL), BRUNEO (BRU – NEO).
Sin embargo, no hay que confundirse: en los siguientes nombres, la partícula en
cuestión, a pesar de que hay una presencia de sus elementos en el comienzo de un
nombre, pertenece al cuerpo compacto de una base, o raíz, y no puede ser desmembrada:
BRADOID (BRAD – O – ID), BRAN (aquí la base es completa, BRAN),
BRAMBOIDAS (BRAM - BOI – DAS), BRANANDA (BRAN – ANDA),
BRANDALISA (BRAN - DAL – ISA), BRANDASIDEL (BRAN – DAS – I - DEL),
BRAMDOIBAS (BRAM – DOI - BAS), BRANDUETA (BRAN - DU – ETA),
BRANFIL (BRAN – FIL), BRONDAJEL (BRON - DA – JEL), BRONTAJAN (BRON
- TA – JAN).
¿Y qué diremos de la voz céltica MAC - “hijo”? Aparece antepuesta a muchos
nombres de persona, antropónimos, de origen irlandés y escocés.
Entre las partículas de filiación, ninguno tan gracioso como el gaélico Mc o Mac –
“hijo”. Se le abrevia como Mc., o M’ y el segundo elemento siempre se escribe en
mayúsculas, aunque se presenta como un elemento compacto: MacARTHUR, McCREA,
o McCREA. Junto con la partícula de filiación +EZ, el sufijo inglés – SON (hijo), el
escocés FITZ (derivado de “fils” – hijo, en francés, - POULOS, en el griego moderno, el
turco RAS –“descendiente”, el –VICH y el -SKI de los idiomas eslavos, en ruso –OF, EV y –OV, en japonés la partícula –MOTO, el –BEN, o –IBN árabe, que muchas
personas cambian, al llegar a la madurez, en el prefijo ABU- “padre”, seguido del
nombre del hijo, o en euskera la terminación –ENA. (Véase el bello libro de Josep María
Albaigés, Enciclopedia de los Nombres Propios, El origen y significado de todos los nombres , Sus
diminutivos, sus derivados, sus anécdotas, Ed. Planeta, Barcelona, 1995, p. 55)

64

La partícula Mc también aparece alfabetizada en la forma Mac, y como un sólo
antropónimo, tanto si se encuentra unido, como separado el segundo elemento.
En El Amadís se encuentra en el nombre MACANDON (MAC – AN - DON), el
anciano escudero que lleva una espada verde encantada, que sólo puede ser desenvainada
por un amante leal (II.XIV).
Es la misma prueba de EXCALIBUR (EX – CAL – I – BUR), la espada de
Arturo, que sólo el verdadero “rey” ¡ puede liberar de la peña! La partícula BUR
significa “blancura deslumbrante”, “relámpago”, “rayo”, y el CAL es la peña, la piedra,
el lapis philosoparum. ¡Qué perfecto encaja en el sentido del nombre EX - CAL– I –
BUR el prefijo EX !
Hay un curioso término bretón KALL, que significa “testículos”. Se trata de una
alquimia erótica de la cual no estaba alejado el espíritu artúrico. Viene aquí, al caso, el
recuerdo de los nombres de Behemot y de Leviathan.
La lectura de las bases, o raíces, y de su estructura, responde a la presencia de
esas bases en otros nombres de diversas lenguas naturales, aunque cada lengua posee su
propia onomatología. La lógica de la formación de los nombres es sin embargo
fonológica y responde a un proceso respiratorio de composición semántica.
He escrito algo para vosotros, un pequeño regalo técnico, ¡Oh!, buscadores de los
odones – “caminos” de los nombres propios de El Amadís:

65

El
SINTAXIFONOSEMANTIKON
Código Universal Lingüístico
TEORÍA UNIFICADA DEL LENGUAJE

Lo que actualmente se define como “código lingüístico” no es más que una lista
de reglas y normas gramaticales.
Un código debe tener un número preciso de operadores, los cuales reemplazan,
archivan y ocultan, de modo temporal, diversos elementos de información, para luego
transmitirlos y comunicarlos en espacio y tiempo, a diversos destinatarios. Tales usuarios
deben poseer la clave de lectura a través de la cual logren ser capaces de recuperar la
forma inicial y original de los documentos, por decodificación.
Por otra parte, una teoría unificada del lenguaje debe “unificar” - a través de leyes
comunes y compartidas por todos los aspectos estructurales, operativos y formativos de
las lenguas naturales – tanto la sintaxis, como la fonética y la semántica.
Actualmente, estos tres campos están separados y sus operaciones son, a menudo,
contradictorias.

66

El SINTAXIFONOSEMANTIKON es el auténtico código universal de las
lenguas y en su forma y estructura engloba los mecanismos sintácticos, fonéticos y
semánticos que operan en todas las lenguas naturales.
El circulo fonosemático posee la forma de una secuenciación de difonos.,
presentes en todas las lenguas naturales, sea en sus variantes, sea en sus formas cardinales
más simples.
Todo texto o emisión verbal pueden ser codificados a través de una
secuenciación o separación de fonosemas, elementos definidos como odones, - “caminos”
(en griego).

La red que se presenta a continuación está compuesta por los trayectos
topológicos de las secuenciación “difónica” de un texto dado, en cualquier lengua
natural. La imagen respeta la taxonomía sintáctica, la representación fonética y
fonológica codificada y también la lexicología semántica particular de cada lengua dada.

67

De modo ilustrativo, presentamos aquí la forma en la cual puede aparecer
cualquier información codificada en CUL (Código Universal Lingüístico)

68

Cada uno de los operadores difónicos – ODONES- tiene un correlato genético en
los sesentaycuatro CODONES del código genético y, a la vez, un número binario
específico, a través del cual es comprendido en el llamado “lenguaje –máquina”, por el
cerebro del ordenador.
Si deseamos saber la ubicación en el código del nombre AMADÍS hay que
proceder a la de-construcion de componentes doble, o disemas:
AM - AD – IS
AM es un odon y por tanto tiene la forma original codificada: A M.
AMADÍS: AM - AD IS

69

De este modo se consigue también el grafo real que tiene el nombre AMADÍS,
es decir su codificación gráfica y matemática.
Cada uno de los odones tiene un valor numérico binario, y también una forma no
arbitraria, por la trayectoria y trayecto que deja al ser codificado, como la estela de luz
que deja un cometa en el cielo.

70

El nombre AMADÍS se encuentra ubicado en el círculo de fonosemas, y sus
elementos se marcan en un orden binario. La partícula IS es una variante del odon IG.
Cuando uno de los elementos de des-construcción tiene una sola letra alfabética, se le
hace corresponder a un odon, por reduplicación (Ej. : M = MM, A = AA, etc.).

El nombre y el grafo de ORIANA: AL – IA – MA
(AL = OR, IA = IA, MA =MA)
CÓDIGO UNIVERSAL DEL LENGUAJE
Odones (64) y operadores binarios (64)
71

CORRESPONDENCIA
AA- 111111

BB- 110110 GG- 100100
DD- 001001
LL- 101101
MM- 000000 II- 010010
HH- 011011
AB- 111110
BA- 110111
GB- 100110
DG- 001100
LD- 101001
ML- 000101 IM- 010000
HI- 011010
AG- 111100
BG- 110100 GA- 100111
DB- 001110
LG- 101100 MD- 000001
IL- 010101
HM- 011000
AD- 111001
BD- 110001
GD- 100001
DA- 001111
LB- 101110 MG- 000100 ID- 010001
HL- 011101
AL- 111101
BL- 001101
GL- 100101
DL- 001101
LA- 101111
MB- 000110 IG- 010100
HD- 011001
AM- 111000
BM- 110000 GM- 100000 DM- 001000
LM- 101000
MA- 000111 IB- 010110
HG- 011100
AI- 111010
BI- 110010
GI- 100010
DI- 001010
LI- 101010
MI- 000010
IA- 010111
HB- 011110
AH-111011
BH- 110011 GH- 100011
DH- 001011
LH- 101011 MH- 000011
IH- 010011
HA- 011111
*
Odones (64) del Código Lingüístico
AA
AB
AG
AD
AL
AM
AI
AH

BB
BA
BG
BD
BL
BM
BI
BH

GG
DD
GB DG
GA DB
GD
DA
GL
DL
GM DM
GI
DI
GH
DH

LL
LD
LG
LB
LA
LM
LI
LH

MM
ML
MD
MG
MB
MA
MI
MH

II
IM
IL
ID
IG
IB
IA
IH

HH
HI
HM
HL
HD
HG
HB
HA

72

Las correspondencias de los 64 odones con los 64 codones:
AA-AAA
LL-CAA
AB-AAG
LD-CAG
AG-AGA
LG-CGA
AD-AGG
LB-CGG

BB-AAC
MM-CAC
BA-AAU
ML-CAU
BG-AGC
MD-CGC
BD-AGU
MG-CGU

GG-ACA
II-CCA
GB-ACG
IM-CCG
GA-AUA
IL-CUA
GD-AUG
ID-CUG

DD-ACC
HH-CCC
DG-ACU
HI-CCU
DB-AUC
HM-CUC
DA-AUU
HL-CUU

AL-GAA
BL-GAC GL-GCA
DL-GCC
LA-UAA MB-UAC
IG-UCA
HD-UCC
AM-GAG BM-GAU
GM-GCG DM-GCU
LM-UAG MA-UAU
IB-UCG HG-UCU
AI-GGA
BI-GGC
GI-GUA
DI-GUC
LI-UGA
MI-UGC
IA-UUA
HB-UUC
AH-GGG
BH-GGU
GH-GUG
DH-GUU
LH-UGG
MH-UGU
IH-UUG HA-UUU
A continuación se presenta una descripción de las cualidades universales del
lenguaje y sus correlatos genéticos y, por ende, biológicos.
Los atributos fundamentales y las propiedades esenciales de los sistemas lingüísticos
o grupos de lenguas naturales, pueden reunirse mediante un número limitado de
proposiciones.
Paralelas a ellas, las mismas proposiciones, escritas en términos celulares o
biológicos, sugieren y evocan unas analogías sorprendentes.
El experimento se perfila en el siguiente orden:
1. El código lingüístico es universal
El código genético es universal
2. Todos los grupos de sistemas lingüísticos de las lenguas naturales originan cambios y
préstamos léxicos que reflejan alteraciones del sistema lingüístico estadísticamente
irreversibles y por ende entrópicos
Todas las poblaciones de sistemas biológicos reproductores, originan mutaciones
fenotípicas, que reflejan alteraciones del genotipo estadísticamente irreversibles
(Morowitz)
3. En las condiciones actuales, el mantenimiento del lenguaje es una propiedad de un
sistema lingüístico, más que una propiedad de una sola lengua o de un solo grupo de
individuos

73

En las condiciones actuales, el mantenimiento de la vida es una propiedad de un
ecosistema, más que la de un solo organismo o de una sola especie
( Morowitz)
4. Existe un tipo universal de estructura (lógica) presente en todos los sistemas
lingüísticos
Existe un tipo universal de estructura membranaria presente en todos los sistemas
biológicos
5. La palabra es la unidad de estructura y de actividad lingüística de los seres humanos
La célula es la unidad de estructura y de actividad de los organismos
En la consideración del complejo mundo lingüístico con su gran diversidad de
formas, reina un principio de unidad: todas las lenguas naturales están compuestas de
palabras. Paralelamente, a la teoría celular, una de las inducciones más fecundas de la
historia de la biología, formulada por Theodore Scwann (1810-1882), la teoría
genética unificada del lenguaje puede ser resumida en siete puntos que revelan y
reflejan el dominio de una analogía entre la biología de nuestro tiempo y la lingüística
actual:
1. Las lenguas vivas están formadas por un número variable de unidades
mínimas catenarias, denominadas "sílabas", que, en sus formas más complejas
forman palabras polifónicas y casi melódicas, unificadas en frases y oraciones
Los organismos vivos están formados de un número variable de unidades
microscópicas, denominadas "células", que, en sus formas menos especializadas,
son poliédricas o casi esféricas

2. Las palabras poseen caracteres definidos. Su naturaleza es esencialmente la
misma, y son, al mismo tiempo, tanto unidades de estructura como de
actividad verbal
Las células poseen caracteres definidos. Su naturaleza es esencialmente la
misma, y son, al mismo tiempo, tanto unidades de estructura como de actividad
celular
3. Las palabras se derivan, por combinación, de una noción preexistente
Las células se derivan, por división, de una célula preexistente

74

4. Las palabras pueden transformarse en expresiones verbales que dejan de
poseer todos los sentidos de las palabras que las conforman. La lengua natural
está constituida por palabras, palabras combinadas y productos de la actividad
semántica de las palabras
Las células pueden transformarse en estructuras que dejan de poseer todos los
caracteres de las células. El organismo está constituido por células, células
modificadas y productos de la actividad bioquímica de las células
5. Las palabras gozan de un cierto grado de vida individual. En el seno de una
lengua natural existen dos niveles de individualidad: el de las palabras y el de
la lengua misma
Las células gozan de un cierto grado de vida individual. En el seno de un organismo
existen dos niveles de individualidad: el de las células y el del organismo
6. Cada palabra, al formar parte de la composición de una lengua pluriléxica,
corresponde en cierta medida a una lengua completa, de un sentido único y
monoléxico (de una sola palabra)
Cada célula, al formar parte de la composición de un organismo pluricelular,
corresponde, en cierta medida, al organismo entero de un ser monocelular
7. Los sentidos pluriléxicos, tales como los sentidos de los colores y de los
sentimientos, derivan socialmente de la acumulación de productos lingüísticos
de la combinación de sentidos monoléxicos
Los organismos pluricelulares, tales como los animales y las plantas, derivan,
históricamente, de la acumulación de productos de la división de organismos
unicelulares
8. En todas las lenguas, el flujo semántico va acompañado de la formación y de
la combinación de enlaces vocálicos
En todos los sistemas biológicos, el flujo de energía va acompañado de la
formación y de la hidrólisis de enlaces de fosfato
9. La información semántica es estructural
La información biológica es estructural (Morowitz)
10. En todos los sistemas lingüísticos las combinaciones semánticas están
facilitadas por afijos
En todos los sistemas biológicos, las reacciones químicas están catalizadas
por enzimas

75

11. Las expresiones silábicas que forman parte de la composición de las palabras
poseen propiedades particulares dependientes de su estructura semántica
Las especies moleculares que forman parte de la composición de las
células poseen propiedades particulares dependientes de su estructura
electrónica
12. En todo sistema lingüístico el léxico está esencialmente determinado por la
presencia de verbos, de sustantivos, de adjetivos y de pronombres
En todo sistema biológico, el peso seco está esencialmente determinado por la
presencia de proteínas, de lípidos, de glúcidos y de ácidos nucléicos
13. El número de palabras básicas que forman parte de la composición del sentido
se calcula en diez grupos consonánticos, resultados de la combinación de las
cinco consonantes fundamentales
M, B, L, G, D :
MB, ML, MG, MD, BL, BG, BL, LG, LD, GD
El número de moléculas básicas que forman parte de la composición de los
organismos se calcula en treinta
14. En todos los sistemas lingüísticos los sonidos que intervienen en las
combinaciones binarias son A, B, G, L, D, M, I, y H
En todos los sistemas biológicos, los átomos que intervienen en los enlaces
covalentes son C, H, N, O, P y S
15. La comunicación de las lenguas naturales es una comunicación que se
desarrolla en un aspecto individual o en una intersuperficie socializada
La química de los organismos es una química que se desarrolla en fase acuosa o
en una intersuperficie acuosa
16. Una lengua viva debe ser producto de las combinaciones zoemáticas (o
fonosémicas) modulares del código lingüístico (CUL- Código Universal del Lenguaje)
Un sistema vivo debe ser macroscópico
*
La bioquímica del organismo es reflejo de las operaciones semánticas, fonéticas y
sintácticas del lenguaje y viceversa, las operaciones del lenguaje, tanto las semánticas
como las fonéticas y las sintácticas son reflejo de la bioquímica del organismo.

76

El lenguaje se traduce en la bioquímica de los organismos y la bioquímica de los
organismos se proyecta en el lenguaje.
Una de las aplicaciones del código SINTAXIFONOSEMÁNTIKON es el análisis
y codificación de los nombres de persona y de sus formas gráficas no-arbitrarias.
*

77

DICCIONARIO

FAMONGOMADAN
A continuación presentamos un breve diccionario de los nombres propios de El
Amadís y de Las Sergas de Esplandián. El Diccionario contiene 403 nombres de El
Amadís y 355 partículas de composición onomástica. Para la presente descripción y la
ubicación del nombre en los textos, en mis anotaciones he considerado la lista del
volumen de Amadís de Gaula, en Edit. Bruguera, versión de El Amadís, edición 1969,
de Ángeles Cardona de Gibert y Joaquín Rafel Fontanela, Pág. 987, como también la
edición del texto y el índice de personajes y lugares de Las Sergas de Esplandián, en la
edición de Carlos Sainz De La Maza, Ed. Castalia, 2003, pág. 845.
La lista respeta el orden y las sumarias descripciones del Índice de los principales
nombres propios con algunas informaciones mías sobre la estructura y naturaleza
morfológica de los nombres de persona.
N.B.
(En la de-composición, o fragmentación de los nombres en afijos y raíces/etimón,
las bases, elementos principales y cargadores de sentido onomatológico, están escritas en
negrita.) Los distintos nombres de Amadís, como Beltenebros, Doncel del Mar,
Caballero de . . ., etc., evocan los tránsitos existenciales del héroe en un viaje
onomástico a través de su destino. No obstante, los nombres de su hijo Esplandián,
incluso aquellos apelativos que Esplandián se aplica a si mismo, como el de “Caballero
de la Luziente Estrella”, es decir de Leonorina, no reflejan ningún cambio cualitativos de
valores y de poderes en el protagonista de las Sergas, que Montalvo opone a Amadís, su
padre, en el combate de “la puente”, en el cual Amadís, supuestamente, no quiere dejar
pasar la oportunidad de demostrar que el “padre” es, y vale, “más” que el “hijo”. (Ver SE,
edición de Carlos Sainz de La Maza, ob. cit., pág.77, 78)
78

Si Amadís es el leal enamorado, como lo declara la profecía general, su hijo
Esplandián es un caballero sin dama, y esa misma profecía se limita a indicar la dama
prevista y escrita en el destino del héroe, en su propio cuerpo, desde el naciemiento, y
aun antes, en el vientre materno, donde se procesan todos los detalles corporales de la
futura criatura: la palabra griega de siete letras que aquél luce y lleva sobre su corazón,
esconde y oculta de modo cifrado el nombre de la princesa con la cual se va a casar. El
color rojo escarlata de las letras, en contraste complementario, vale decir simbólico, con
el blanco, del nombre “Esplandián”, en el costado derecho del niño, es una pareja
cromática que revela una tensión entre pasión amorosa y pureza, valor que sella la
relación sentimental de la pareja. Estos dos colores, rojo y blanco son también los colores
del anillo de Apolidón, la prenda del servicio que acepta Esplandián en nombre de su
padre Amadís, un lazo mágico que entrelaza la comunión amorosa entre los dos jóvenes,
separados, alejados y presionados por la distancia que los eventos de la historia introduce
entre ellos, como un río del tiempo y una mar del espacio.
(Véase el comentario de Carlos Sainz De La Maza, en la edición a su cargo de las SE,
ob. cit., pág. 68)

79

NOMBRES

Ningún nombre pertenece de modo inexorable a algo en particular, sea ello un ser,
una criatura, un objeto, un hecho, o Dios mismo.
El nombre es dado, ofrecido y dedicado a través de una convención basada en la
perspectiva del sujeto que nombra y utiliza un mínimo arsenal de sonidos que son
cargadores de sentido fenoménico: cielo, tierra, montaña, mar, viento, agua, rayo, fuego.
Cada uno de estos fenómenos naturales conlleva hacia un proceso sonoro común a
la entera humanidad.
Elegir uno de estos sones para nombrar lo que sea es una arbitrariedad. Pero una
vez establecida la convención en el marco de una visión completa, natural y en el marco
de una cultura, llega a ser usual, funcional, operativa y polimecánica. Por ello mismo, se
puede declarar que el nombre es propio para la cosa: objeto, ser, criatura objeto, Dios.
No se puede insistir en el hecho de que tal o cual fenómeno, objeto, noción,
criatura, o ser, tiene tan sólo ese nombre en particular, y no otro.
La elección de un nombre depende del usuario y de su ángulo de visión y
consideración. La misma consideración es un término curioso: aparecido en los
documentos escritos en el siglo XIV, la palabra es tomada del latín considerare “examinar atentamente”, lo que primitivamente sería “examinar los astros en busca de
agüeros”, a su vez derivado de sidus -“constelación”.

80

Tales operaciones son arcaicas: pertenecen a la visión primordial que se contenta
con una mera exclamación: AAAAA, BAAAA, GAAAA, LAAAA, DAAAA, IAAAA,
HAAAA, MAAAA. El proceso sigue y se vuelve complejo: ABA, AGA, ADA, ALA,
AMA, AHA, AIA.
Siguen las combinaciones sonoras: ABAGA, ALADA, AHALA, ADABA,
AMAGA, etc.
Y así llegamos a las lenguas naturales. El comienzo de la lengua ha sido un
proceso de nombrar a las cosas más lejanas y a la vez a las cosas más cercanas.
He aquí a los griegos:
• ANA• KATA• META• PARA• DIA• HIPER• HIPO• EPI• ENDO• EU• DYS• HOMO• ANTI• BIO• EX
• FITO• GEO• MONO• POLI• ZOO• KALI• FONOEtc.
Con los nombres ha ocurrido lo mismo (algunas lenguas de esos nombres han
muerto, como el etrusco, pero el nombre ha sobrevivido):









ZAMOLXIS: ZAM - OL – XIS
ZEUXIS: ZE – U – XIS
GEBELEIZIS: GEB – EL – EI - SIS
ELEUSIS: EL – EU – SIS
DECENEU: DEC – E – NEU
DECEBAL: DEC – E – BAL
SCORILO: SCOR – ILO
SARMISEGETUSA: SARM – I – SEGET – USA
MIRCEA: MIR – CEA
MODORCEA: MOD – OR – CEA

81






STEFAN: STEF – AN
ARMAND: AR – MAND
DURANDAL: DUR – AN – DAL
EXCALIBUR: EX – CAL – I – BUR
ODISEUS: OD – IS – EUS
ULISES: UL – I – SES
Algunas partículas etruscas en Onomatopoiésis
(Etrusco, abrev. – etr.)

AL – etr. “regalo”
AVIL – etr. “año”
TIN – etr. “día”
RIL – etr. “en la edad de . . .”
LEU – etr. “león”
TUR – etr. “dar”, “regalo”
CLAN – etr. “hijo”
SEC, SECS - etr. “hija”
PUI – etr. “esposa”
ATI – etr. “madre”
AMA – etr. “ser”, “vivir”
AR, ARA – etr. “hacer”
CARU – etr. “hacer”, “construir”
TESAMSA – etr. “curar”, “sanar”
TESINTH – etr. “curandero”,
“terapeuta”
LAUCHUME (lat. lucumo) – etr. “príncipe”, “rey”
Había que instituir patronímicos, categorías familiares, estados, aspectos, formas:
hijos, padres, madres, altos, bajos, viejos, valientes, amorosos, etc. Hay una ambición
para adecuar el nombre al ser, a la criatura, al objeto, a la persona, al hecho, a la acción.
Se crean fórmulas y acuerdos basados en la proyección de la perspectiva natural de las
cosas.
Si tales designaciones se consideran impropias, quedan en el ámbito de la lengua
y del habla como formas inadecuadas a través de las cuales se llega por defecto al
verdadero nombre. Nada se descarta.
Si las cosas necesitan de una explicación, se usa la técnica y el método de ensayo
y error. En ello consiste el progreso de las definiciones.
¿Qué hay?
Esa pregunta es crucial: con ello, aunque sea una sola palabra, somos capaces de
responder a una duda existencial y cósmica.
Hay cosas. Y las cosas son de distintos tipos: seres, criaturas visibles e invisibles,
objetos, fenómenos, hechos . . . Tal vez sea “cosa” la palabra más importante del
lenguaje, pues logra concentrar en su sentido la totalidad de lo visible y de lo invisible.
Recuerdo que mi maestro respondía, cada vez que yo le preguntaba ¿Qué es eso?,
con lo siguiente: “Eh, ¡Es una cosa!”.

82

Con ello como respuesta, me quedaba contento por un largo tiempo, hasta que
lograba ver, por fin, y por mi mismo, qué tipo de cosa era aquello.
Para comunicarnos, nos bastaría a todos los humanos emplear tan sólo los 23/24
principios universales con sus operadores simbólicos, metáforas y prototipos, en total
unos 120 términos:
1. La VERDAD
2. La REALIDAD
3. La FICCIÓN y el MISTERIO
4. La CONSIDERACIÓN
5. La COSA
6. La JUSTICIA
7. La CERTEZA
8. La FALSEDAD
9. El JUÍCIO o el VEREDICTO
10. El CASO
11. La BELLEZA
12. Lo BURDO o lo NATURAL
13. Lo FINO o lo ARTIFICIAL
14. La ARMONÍA
15. El ARTE
16. El BIEN y lo BUENO
17. Lo POSITIVO
18. Lo NEGATIVO
19. La DIFERENCIA de POTENCIAL
20. La ACCIÓN
21. El TODO
22. ALGO
23. ESO
24. El VACÍO
25. El SER
26. Lo MASCULINO O EL HOMBRE
27. LO FEMENINO O LA MUJER
28. Lo ERÓTICO
29. El CUERPO HUMANO o la PERSONA
30. La LIBERTAD
31. PARTIR
32. LLEGAR
33. REGRESAR
34. El VIAJE
35. SABIDURÍA
36. INGENUIDAD
37. MADUREZ
38. CIENCIA
39. EDUCACIÓN
40. El CONOCIMIENTO
41. BUSCAR

83

42. ENCONTRAR
43. La INVESTIGACIÓN
44. El ESTUDIO
45. El CRITERIO
46. La PAZ
47. La CALMA
48. La TEMPESTAD
49. El MOVIMIENTO
50. El SILENCIO
51. La VIDA
52. NACIMIENTO
53. CRECIMIENTO
54. MUERTE
55. El LATIDO
56. La ETERNIDAD
57. PASADO
58. PRESENTE
59. FUTURO
60. El TIEMPO
61. El INFINITO
62. Lo CERCANO
63. AQUÍ
64. LO LEJANO
65. EL ESPACIO
66. LO SUBLIME o DIOS
67. El ESPÍRITU
68. El ALMA
69. La CONCIENCIA
70. La NATURALEZA o la SUSTANCIA
71. El AMOR
72. La ATRACCIÓN
73. El RECHAZO
74. El DESEO
75. El CARIÑO o el QUERER
76. La IMAGINACIÓN
77. La FORMA
78. La MEMORIA
79. EL CONTENIDO
80. La IMAGEN
81. La INTELIGENCIA
82. CREAR
83. DESTRUIR
84. El INTELECTO, o la RAZÓN y el INGENIO
85. El ENTENDIMIENTO
86. La SALUD
87. El PLACER

84

88. El DOLOR
89. AGUANTAR o SOPORTAR
90. El OPTIMISMO o el CONTENTAMIENTO o el BIENESTAR
91. El CAMBIO
92. Lo ACTIVO
93. Lo PASIVO
94. La CRISIS
95. El CICLO o el RITMO, o el NÚMERO
96. La MENTE
97. PENSAR
98. CALLAR
99. HABLAR
100.
El MUNDO
101.
La ENERGÍA
102.
ENTROPÍA
103.
NEGUENTROPÍA
104.
TROPÍA
105.
El COSMOS
106.
La TRADICIÓN
107.
El MAESTRO
108.
La INICIACIÓN
109.
EL DISCÍPULO
110.
El MITO
111.
La FAMILIA
112.
PADRE
113.
MADRE
114.
La UNIÓN
115.
HIJO/HIJA
116.
El CONFLICTO o la CONTIENDA
117.
El ATAQUE
118.
La DEFENSA
119.
La ESTRATEGIA
120.
La TÁCTICA
Con estos 120 conceptos a la mano, no hay cosa que no pueda ser descrita y
comunicada.
Entre los 120 términos hay 23/24 principios universales, o nociones primigenias
llamadas ideas fundamentales o arquetipos, 48 símbolos, o elementos complementarios
que al unirse forman el todo sugerido por el principio del cual se han fracturado, 23/24
metáforas o fenómenos de “transporte” y unificación y unos 23/24 prototipos, en total
120 elementos: 24 + 48 + 24+ 24 = 120.
Cuando el ser humano se encuentra cara a cara con un concepto, se puede
preguntar lo siguiente: ¿Es eso un principio universal? ¿Es un símbolo? ¿Es acaso una
metáfora? ¿Es un prototipo?

85

Si el término es un principio universal, no hay nada que se le pueda
oponer, aunque se han inventado unos 24 elementos llamados contra-principios o antiarquetipos que pretenden formar pareja de contrarios con el principio fundamental. Ellos
son los siguientes:
- La MENTIRA
- El MAL
- Lo FEO
- La HOMOSEXUALIDAD
- El PECADO
- La COACCIÓN
- La NECEDAD
- La IGNORANCIA
- La GUERRA
- El SUICIDIO
- La CADUCIDAD
- Lo FINITO
- El DIABLO (El ENEMIGO)
- El ODIO
- La FICCIÓN
- La ESTUPIDEZ
- La ENFERMEDAD
- El ESTANCAMIENTO
- La LOCURA
- La ANTI-ENERGÍA
- La SUPERSTICIÓN
- El CELIBATO
- La COBARDÍA
Los usuarios de la lengua pasan demasiado pronto a usar parejas del siguiente
tipo:
1. La VERDAD y la MENTIRA
2. El BIEN y el MAL
3. Lo BELLO y lo FEO
4. El SER –y el ERROR
5. La JUSTICIA y el PECADO
6. La LIBERTAD y la ESCLAVITUD
7. La SABIDURÍA y la NECEDAD
8. El CONOCIMIENTO y la IGNORANCIA
9. La PAZ y la GUERRA
10.La VIDA y el SUICIDIO
11.La ETERNIDAD y la CADUCIDAD
12.El INFINITO y las FRONTERAS
13. Lo SUBLIME (DIÓS) – y el DIABLO (el ENEMIGO)
14.El AMOR y el ODIO
15.La IMAGINACIÓN y la ILUSIÓN

86

16.La INTELIGENCIA y la IMBECILIDAD
17.La SALUD y la ENFERMEDAD
18.El CAMBIO y el ESTANCAMIENTO
19.La MENTE y la LOCURA
20.La ENERGÍA y la FLOJERA
21.La TRADICIÓN y la SUPERSTICIÓN
22.La FAMILIA y el CELIBATO
23.La COMBATIVIDAD y la COBARDÍA
Día a día asistimos a una lucha lingüística entre los principios universales y sus
oponentes:
1. La Verdad es atacada por la Mentira
2. El Bien es atacado por el Mal
3. Lo Bello es atacado por lo Feo
4. El Ser es atacado por el Error
5. La Justicia es atacado por el Pecado
6. La Libertad es atacada por la Esclavitud
7. La Inteligencia es atacada por la Estupidez
8. El Conocimiento es atacado por la Ignorancia
9. La Paz es atacada por la Guerra
10. La Vida es atacada por el Suicidio
11. La Eternidad es atacada por la Caducidad
12. El Infinito es atacado por las Fronteras
13. Lo Sublime es atacado por el Diablo
14. El Amor es atacado por el Odio
15. La Imaginación es atacada por la Ilusión
16. La Inteligencia es atacada por la Imbecilidad
17. La Salud es atacada por la Enfermedad
18. El Cambio es atacado por el Estancamiento
19. La Mente es atacada por la Locura
20. La Energía es atacada por la Flojera
21. La Tradición es atacada por la Superstición
22. La Familia es atacada por el Celibato
23. La Valentía es atacada por la Cobardía
El Juego también es atacado por la Seriedad enfermiza . . .
Ninguna de estas “parejas” tiene validez en el lenguaje, aunque los segundos
términos puedan tener presencia en el habla y en la lengua del diario convivir.
En la realidad pura del lenguaje no existen ni tienen validez los siguientes
inventos linguísticos:
1. La Mentira
2. El Mal
3. Lo Feo

87

4. El Error
5. El Pecado
6. La Esclavitud
7. La Estupidez
8. La Ignorancia
9. La Guerra
10. El Suicidio
11. La Caducidad
12. Las Fronteras
13. El Diablo
14. El Odio
15. La Ilusión
16. La Imbecilidad
17. La Enfermedad
18. El Estancamiento
19. La Locura
20. La Flojera
21. La Superstición
22. El Celibato
23. La Cobardía
24. La Seriedad enfermiza
Algunos de ellos han entrado ya a conformar aspectos materiales de su
existencia, y son considerados como reales, cuando carecen de toda realidad. He aquí
ejemplos como las fronteras, la enfermedad, la locura, la superstición, la esclavitud, la
guerra, la mentira. Me hacen reír las designaciones siguientes: lo feo, el odio, la cobardía
o la imbecilidad, pues son cosas que no existen. Si el término es símbolo de algo debe,
necesariamente ser un complemento de aquello, y juntos tienen que llevar por un proceso
de encaje complementario, hacia el principio universal.
Si es metáfora tiene que ser una unión de dos símbolos y si es prototipo tiene que
representar la proyección de lo tangible y de lo palpable del principio universal en el
mundo de las formas. Sólo al respetar la fórmula de los principos universales que no
tienen ni opuestos, ni complementos, ni contrarios, y se proyectan en el mundo de las
cosas como un modelo lógico teórico de lo visible, sólo así podemos rectificar nuestra
visión de las cosas. A diferencia de la práctica analítica, que es un tipo de operación
extensiva y no limitada cuantitativamente, pues va de lo desconocido hacia lo conocido,
el modo sintético va de lo conocido a lo desconocido. Este modo de conocer las cosas es
restrictivo, y conlleva hacia la esencia, es sintético y unificador, pues al descartar
relaciones impropias opera con un modelo lógico minimalista y deja de lado,
sucesivamente, las adquisiciones colaterales que puedan oscurecer el camino para
acceder al nudo primario de la verdad.
Es la verdad ya constituida en una lógica teórica reflejada en la práctica de los
prototipos tangibles, generados por unas nociones intangibles pero comprensibles y
absolutamente necesarias para la construcción de un mundo operativo del lenguaje.

88

Esta visión pone las bases de un mundo ordenado por principios inmutables y
edifica al hombre en la búsqueda continua de las raíces del árbol invertido del sentido.
Estas raíces están en los principios y sus fines se manifiestan en lo visible a través de los
prototipos tangibles de lo inefable. Cuando se olvida la red que se usa para pescar o
atrapar a los peces, una vez con el pez en la mano, tal como dejo la red, asimismo dejo
de lado a las palabras.
Si la palabra me ayuda a entender el sentido primordial y por ello esencial de las
cosas, me olvidaré de las palabras, una vez comprendido el sentido de la verdad. Cuando
la idea ha sido captada ya no hay necesidad de estacionar en el mundo de las palabras: me
quedo en silencio.
Pero si las palabras comienzan a complicarme cada vez más el camino hacia el
nudo sutil de lo originario, no sólo me cuidaré de usarlas, sino que intentaré obviar e
ignorar su presencia, aunque hagan alarde de un gran ruido en el habla de los demás
usuarios.
Para mi no existen la mentira y lo feo, ni el odio, ni las fronteras. ¡Oh! - Si
pudiera encontrar un sujeto que pueda olvidar las palabras inventadas para anular los
principios universales!
Con ese sujeto hablaría en silencios primarios y nombraría el crepitar del fuego, el
rumor del agua, el pálpito de la montaña, el fragor del rayo, la vorágine de los vientos, la
música de las nubes, el rigor del abismo y el sonido de las olas del mar.
No es un esfuerzo inútil pues se que hay muchos que desean entender y ser
comprendidos.
Cuando me encuentro frente a un nombre, entro en su templo de rodillas y solicito
comprensión y entendimiento. Pero no me basta con comprender la verdad de las cosas:
debo luego aplicarla y practicarla para generar espacio a la comprensión del otro, pues el
otro necesita una apertura para entender, un abismo para arrojar todas sus inadvertencias.
Una maestra de la India, Tara Devi, me decía esto: “amigo mío, creeme, no hay pecado,
sólo inadvertencia . . .”
Sentarse en silencio, recobrar el orden, parar y meter el mundo entero en un grano
de mostaza y luego estar listo para considerar los entuertos, es la máxima experiencia de
la verdad. Desde la raíz de las cosas, la diversidad aparece unitaria. De tal modo, cuando
designo a las cosas, hago que las palabras sean conformes al modelo al cual pertenecen
por lógica natural, y trato de realizar mi hablar en la acción correspondiente.
El pensamiento no es verbal, es una acción de empleo del ser y una implicación
ética en lo que estoy diciendo. La experiencia humana es un acto creador de mundos y de
sentido: el poeta crea un mundo real.
Me refugio en los principios universales y desde allí contemplo las palabras y su
sentido. No necesito recibir confirmación de los sabios: me basta con los modelos, soy
independiente, autónomo, libre, maduro, realizado.

*

89

Nombres que aparecen en El Amadís y en las Sergas de Esplandián
Nota Bene
Las descripciones de las circunstancias en las cuales aparece el personaje en la
trama de la historia y los paisajes geográficos, el comportamiento, o los hechos de armas
y otros detalles, traen cierta luz para comprender cabalmente el sentido del nombre y su
composición semántica.
He aquí, por ejemplo, el nombre del personaje GRASINDA y su relación con el
mundo gitano, el nombre de ABDASIAN y su ascendencia árabe, etc.
La Onomatopoiésis del Nombre Propio
Análisis lingüístico de los módulos tonales en los nombres de persona de El Amadís
El Módulo de contraste eufónico
FAMONGOMADAN – fAm –On – gO – mAd – An. En este análisis auto-segmental o
auto-secuencial, la gravitación del tono de contraste A-O , O –A es evidente. Ocurre lo
mismo en términos tradicionales de juego poético doble, como en:










Topsy –Turvy (Inglés)
Hun – Tun (Chino)
Talmesh – Balmesh (Turco)
Humpty – Dumpty (Inglés)
Tohu – Bohu (Hebreo)
Alan – Dala (Rumano)
Terkea – Berkea (Ruso)
Holi – Holi – Huki – Huki (Maya- Quiché)
Yin – Yang (Chino)
Harchea- Parchea (rumano)
Etc.

En un estudio sobre los nombres propios, el lingüista danés Sørensen describe estas
partículas dobles de juego poético onomástico, como equivalentes del caos primigenio,
un desorden y harababura (neo-griego) mezcla de cosas en tiempos primordiales, sentido
patente en el hebreo TOHU - BOHU, el nombre del Caos antes de la creación (bereshit)
del mundo presente.
Mis argumentos se dirigen hacia la propiedad de contraste vocálico
onomatopoiético y su distribución no se debe al artefacto del mapeo melódico del
nombre, sino al hecho de ser un módulo doble de formación, dirigido al juego
vocálico de la duración repetitiva y contrastada de las sílabas en formación.
Estos fenómenos onomatopoiéticos son restricciones tonales de gran utilidad en la
de-construcción morfológica del nombre analizado. Cada nombre propio posee su
melodía onomatopoiética, un mecanismo de asociación tonal estricto y ello ocurre en
el cambio vocálico de una sílaba, cuyo valor fonológico es contrastante, léxico o
gramatical.

90

Hay juegos de composición onomatpoiética escondidos en las relaciones de
filiación: en El Amadís, DIN-ARDA es hija de ARDA-N El Caniléo. La partícula
árabe DIN se refiere a los hijos. Así como en griego la partícula MOR (MORIA –
“locura”) se refiere a ese estado cuyo valor es neutro, pues uno puede ser “loco por el
dibujo” - como se llamaba a si mismo el artista Japonés Hokusai (MAN – ROD – JIN
– “El viejo loco por el dibujo”) o, ciertamente “loco de remate”, en el gaélico y en
toda la zona británica el MOR griego es análoga al MAD – “locura”. De allí en El
Amadís:
MAD –
• -ARQUE
• -ASIMA
• AMAN el Envidioso
• -ANCIAN
• -ANCIEL
• -ANCIL
• -ANFABUL
• -ANIL
Si en GAL – A - OR la partícula OR es final, en OR – I – ANA es partícula
inicial.
ANDANDONA – And – And – OnA, AND – AND – ONA, y no ANDAND –ONA. En
de-construcción morfológica se percibe la fragua del nombre, erróneamente analizado
como forma semántica del verbo “andar”. La morfología indica una repetición enfática
del arquisema AND – “seguir”, “andar”, “seguir andando . . .” (el ampersand inglés - “
&” no está exento de este sentido). Sus variantes vocálicas son END, IND, OND y UND.
He aquí algunos ejemplos de nombres que respetan esa vocalización:



END: Endimión, personificación del sueño en la mitología griega. Posee el
sentido de “interno”, “adentro”, presente en la historia del personaje Endimión:
fatigado, en una ocasión se quedó dormido en una cueva, donde le vio Selene, que
descendió del cielo para abrazarle. Zeus le concedió opción a vivir como quisiese,
y Endimión quiso hacerlo ajeno a la vida y a la muerte.
IND: Indalecio, nombre ibérico
OND: Ondine (Las Ondinas de la mitología germánica y escandinava,
emparentadas con las ninfas de la mitología greco-latina)
UND: Undine, variante de Ondine, en rumano UNDA es una suave ola de lago,
río o mar. En latín es UNDA, mientras que en portugués, italiano, provenzal,
español es ONDA, francés ONDE, catalán ONA. La derivación neológica
francesa – ONDINE

91

La semántica de los nombres tiene poco valor onomatopoiético, pues una partícula
posee un sentido específico sólo en el marco de una cultura, de un espacio, y de un
tiempo preciso de la historia, elementos que el nombre propio trasciende con mucho: el
que GIL sea “flecha” en el ámbito germánico, o que FIONA signifique “limpio” en
escocés e irlandés, o que entre los latinos ADRIANO sea “negro” o “como el carbón”, o
que en gaélico PARSIFAL (PERCIVAL) sea “loco puro”, o el que en galés GINEBRA
sea “blanca como espuma de mar”, o en inglés antiguo GUENDALINA sea “mujer
dulce”, o en irlandés MURIEL – “brillante como el mar”, BORREL – “verdugo”, etc., no
añade mucho valor a la sonoridad poética del nombre. No cabe duda que el valor
informativo del sentido es de cierta utilidad, pero su sonoridad poética y semántica
natural de los fenómenos es aun más importante.
El nombre personal es mucho más que un sencillo modo de identificación social:
es la dimensión espiritual y visinvisible del individuo, su cuerpo, no su mero vestido
fónico. El nombre propio posee una fuerza doble: de “evocación”, vale decir de
“presencia” y de “creación”, es decir “poética”. ¿Qué significa “poética”? Significa que
cada vez que pronuncio el nombre de alguien, ese alguien se manifiesta visiblemente, o
de modo invisible, en mi presencia. El nombre es también una fuerza de constricción o de
sujetación de poder, por vía de la palabra. El nombre propio es una cosa viva y su poder
mágico invoca al sujeto nombrado, lo hace visible, lo hace vulnerable o invulnerable.
Me ha causado mucha gracia la historia de Adán y el episodio de nombrar a los
animales, contada por el polígrafo mejicano Alfonso Reyes: Adán termina de darles
nombres a todos los animales y sigue, no se para, no se detiene en su fervor
onomatopoiético: Dios le dice ¡Para! ¡Los animales ya se han terminado! Pero Adán
sigue y pregunta al Creador: ¿Si? ¿Dónde está el Dragón, el Fénix, la Esfinge, el
Centauro? Y así se ha creado la poesía, lo que Alfonso Reyes llama la JITANJÁFORA,
o sea el juego gitano de la metáfora de los nombres . . .
Para que el lector tenga una idea de lo que aquí se prepara, traigo más abajo la
lista de los cuarenta caballeros que en la fusta de la Gran Serpiente acompañaron a
Urganda para el encuentro con el rey, padre de Leonorina, tal como aparece citada por el
autor de las Sergas de Esplandián (SE, CXVII), en de-construcción morfológica y
onomatopoiética:
1. ESPLANDIÁN (E- SPLAND – IAN)
2. NORANDEL (NOR – AN - DEL)
3. El fuerte FRANDALO (FRAN – DAL – O)
4. TALANQUE (TAL – AN – QUE)
5. MANELI El Mesurado (MAN –ELI)
6. AMBOR de Gadel (AM – BOR)
7. GAVARTE del Val Tenebroso (GAV – ARTE)
8. GANDALÍN (GAND – A – LIN)
9. HENIL (HEN – IL)
10. TRION, primo de la reina Briolanja (TRI – ON)
11. BRAVOR, hijo del gigante Balán (BRA – VOR)
12. BELLERIZ, sobrino de Frandalo (BELL – E – RIZ)
13. HELIAN el Loçano (HEL – I – AN)

92

14. LICORÁN de la Torre Blanca (LIC – OR – AN)
15. LISTORÁN de la Puente de la Plata (LIS – TOR – AN)
16. LANDÍN de Fajarque (LAN – DIN)
17. IMOSIL de Borgoña (I – MOS – IL)
18. LEADERÍN de Fajarque (LE - A – DER – IN)
19. SARQUILES, sobrino de Angriote (SAR – QUIL – ES)
20. PALOMIR (PAL – O – MIR)
21. BRANDIL (BRAN – DIL)
22. TANTILES el Orgulloso ( TAN – TIL – ES)
23. GALBIÓN, hijo de Isanjo (GALB – I – ON)
24. CARPINEO, su hermano (CAR - PIN – EO)
25. CARINEO de Carsante (CAR – I – NEO)
26. ATALIO, hijo de Olivas (A – TAL – IO)
27. BRASCELO, hjo de Brandinas (BRAS – CEL – O)
28. GARAMANTE, hijo de Norgales (GAR – A – MAN – TE)
29. ENFENIO de Alemaña (EN – FEN - IO)
30. BRANDONIO de Gaula (BRAN – DON – IO)
31. PENATRIO de España (PEN – A – TRI – O)
32. FALAMENO, su hermano (FAL – A – MEN – O)
33. CULSPICIO de Bohemia (CUL – SPIC – IO)
34. AMANDARIO de Bretaña la Menor (A – MAN – DAR – IO)
35. SILVESTRE de Ungría (SILV – ES – TRE)
36. MANELIO de Suecia (MAN – EL – IO)
37. GALFARIO de Romania (GAL – FAR – IO)
38. GALIOTE de Escocia (GAL – I – OTE)
39. AVANDALIO, su hermano (A – VAN – DAL – IO)
40. CALFENO el Sobervio [sic] (CAL – FEN – O)
En el capítulo CLIII de las Sergas de Esplandián, hay un grupo de diez caballeros que
lucharán en la batalla de Costantinopla con otros diez, como desafío de Radiaro, el
“soldán” de Liquia. Sus nombres en de-composición morfológica y onomatopoiética
muestran algo de las operaciones que ocurren en la fragua de los nombres:
 NORANDEL * NOR –AN - DEL
 TALANQUE * TAL – AN - QUE
 YMOSIL * Y – MOS - IL
 HELIÁN * HEL – I - AN
 TRION * TRI - ON
 GAVARTE * GAV – AR - TE
 AMBOR * AM - BOR
 LISTORAN * LIS – TOR - AN
 BRAVOR, * BRA - VOR
 MANELI * MAN - ELI
NOR, TAL, MOS, HEL, TRI, GAV, BOR, LIS, VOR, MAN son bases/etimón/raíces
y AN, I, AR son infijos. DEL, QUE, IL, AN, ON, TE, ELI son patículas de terminación o
sufijos onomatopoiéticos y las partículas de formación iniciales, o prefijos
onomatopoiéticos son aquí Y, AM y BRA. El lector atento puede percatarse de cómo este
rosario de arquisemas y odones participan en la creación de los nombres.

93

Diccionario de Nombre y Lugares

NOTA BENE
El nombre de la persona está escrito en su propio cuerpo, desde el vientre de su
madre, tanto como el nombre de su amada. Es el caso del hijo de Amadís, Esplandián:
“ . . . entre lass otras cosas que del son profetizadas por grandes sabedores, dize
una que en su diestra parte tiene su nombre y en la siniestra el de aquella que suya deve
ser, lass cuales letras por ella an de ser declaradas . . .” (SE, LXXVI)
En la Neo – Morfología de los nombres de personas y lugares la separación en
elementos de formación (prefijos, infijos, sufijos, bases/etimón/raices) es distinta de la
manera en que se practica el análisis con las palabras que nombran objetos, hechos y
acciones. Las bases pertenecen al fondo arcaico de los elementos de formación regidos
por el código de los odones y de las raíces primordiales, un verdadero arsenal y rosario de
partículas presentes en la fragua onomatopoiética. El sentido de tales elementos es
cuadruple, separado en cuatro planos simultáneos:
1.
2.
3.
4.

Sentido local y temporal o temporo-espacial (clásico o idiomático)
Sentido Universal (de los arquisemas)
Sentido Odónico (donde entran en la formación los odones)
Sentido Primordial (de la combinación de los ocho sones primigenios)

Esta visión de la neo-morfología genera varias posibilidades de la de-construcción
morfológica de un nombre propio o de los toponímicos.

*

94

1.

ABDASIAN El Bravo (ABD – AS – I - AN) Caballero del
ejército del rey Arábigo, vencido por Amadís (III.VI). Como
este caballero es del ejército del rey Arábigo, no podemos más
que aceptar la partícula inicial árabe ABD – “esclavo”,
“siervo”.

2.elegante,
ABIES – ( AB – I – ES) Rey de Irlanda. Alto, poderoso y
como valiente, pero lleno de soberbia, es un
caballero que, junto con su primo DAGANEL (DA - GAN EL), y con GALAIN (GAL - A - IN) y sus otros hombres,
combate las tropas del rey PERION (PER - ION) (I.VIII)
Desafía al Doncel del Mar que luchaba en el grupo de
caballeros del rey PERION, y tras una fuerte justa, es vencido
y pierde su vida. Antes de morir devuelve las tierras que le
había ocupado, al rey Perión.(I.IX) Abies es el nombre latino
del pino, llamado brad en toda la zona transilvana.

3.BRAD
ABISEOS (A – BIS – EOS) Rey de SOBRADISA (SO –
– ISA). Mata a su hermano y se apodera del reino y de
sus tierras. BRIOLANJA (BRI – O – LAN - JA), su sobrina,
es la única descendiente de su hermano, y queda desamparada.
Amadís (A – MAD – IS) promete que será vengada. (I.XXI).
Junto a GALAOR (GAL – A - OR) y AGRAJES (A – GRAJ
- ES), Amadís se encuentra con ABISEOS (A – BIS – EOS) y
sus dos hijos, a los que desafía en combate. Al vencerlos, los
dos hijos pierden su vida y el crimen de ABISEOS (A – BIS –
EOS) queda vengado. (I.XL)

4.de ABRADAN
( A – BRAD – AN ) Caballero anciano, dueño
un castillo, ayuda mucho a los caballeros andantes.
Hospeda a ENIL (E - NIL), escudero de BELTENEBOS (BEL
– TENEBR - OS) mientras éste se dirige a Miraflores, donde
está ORIANA (OR – I - ANA). (II.XV)

5.(CILACEDIS
(A – CED – IS) Sobrino del rey CILDADAN
– DA - DAN). Es del ejército del rey LISUARTE (LIS –
U – ARTE), en la guerra contra Don GALVANES (GAL –
VAN – ES) y sus caballeros. (III.V)

6.de Miraflores
ADALASTA (A – DAL – ASTA) Abadesa del monasterio
(MIR – A – FLOR – ES) lugar de descanso de
Oriana, mientras GALAOR (GAL – A – OR), FLORESTAN
(FLOR - E – STAN), y AGRAJES ( A – GRAJ – ES) van a
buscar a Amadís a la Ínsula Firme. (II.X)

95

7.

ADAMAS (A – DAM – AS) Hijo de BROCADAN
(BROC – A – DAN), y sobrino de GANDANDEL (GAND –
AN – DEL) Lucha en un combate contra SARQUILES (SAR
– QUIL – ES), sobrino de ANGRIOTE (AN – GRI – OTE)
de ESTRAVAUS (ES- TRAV – AUS), es vencido y muere.
(II.XXI)

8.AGAMEMNON,
AGANON ( A – GAN – ON) Suena como
(AGA – MEMN – ON) castellanizado en
AGAMENÓN. Se reconoce aquí el etimón MEMN,
relacionado con la memoria, en griego MNEME. AGANON
es un anciano caballero, muy esforzado en las armas, tanto por
su virtud como por su valentía. Lleva a Amadís la lanza, como
armero, en el episodio de la lucha de Amadís con el rey
ABIES (AB – I –ES). (I.IX)

9.

AGRAJES (A – GRAJ – ES) Primo de Amadís, hijo de
LANGUINES ( LAN- GUIN- ES), rey de Escocia y de la
dueña de la Guirnalda. (I.I) Lucha contra el Duque de
BRISTOYA (BRI - STOY - A) para salvar a la doncella que
éste tiene prisionera (I.XVI) Junto con Galaor y Florestan va a
buscar a Amadís, cuando éste se retira a Peña Pobre (II.V).
Contrae matrimonio con OLINDA ( O – LIND – A) la
Mesurada. (IV.XLIV)

10.
ALBADAN ( AL – BAD – AN) Gigante bravo que
mata al padre de GANDALAC (GAND – A – LAC), gigante
bueno, y ocupa su peña, llamada de GALTARES ( GALT –
ARES), (I.III)

11.
ALBERTO (AL – BERT- O) de Campania. Clérigo
que interpreta un sueño de PERION (PER - I – ON)
relacionado con el nacimiento de Amadís. Ofrece una
interpretación falsa (I.II)

12.
ALDEVA (AL – DEV – A), hija del rey
ANDROID (ANDR- OID) de SEROLIS (SER – OL – IS) y
sobrina el duque de BRISTOYA (BRI – STOY - A);
GALAOR (GAL – A – OR) pasa la noche con ella, después
de matar al gigante de la Peña de GALTARES (GALT –
ARES), y luego de haber sido enojado por un enano (¡!)
(I.XII). La esposa del rey LISUARTE (LIS – U – ARTE)
manda que la lleven a su palacio para que en él viva (I.XX).
Junto con otras dueñas y doncellas, prueba el tocado
encantado (II.XIV).
96

13.

ALFIAL (ALF –IAL). Puerto de mar por donde
don GALAOR (GAL – A – OR) y NORANDEL (NOR – AN
- DEL) se embarcan hacia
Gaula.

14.
ALIMA (A - LIM- A) Villa del rey GARINTER
(GAR – IN - TER), abuelo de Amadís; saliendo de esta villa,
GARINTER (GAR – IN –TER) encuentra por primera vez a
Perion de Gaula (Introd.) (La palabra ALIMA es la forma
medieval del término español ALMA)

15.
ALIMENTA (A – LIM – ENTA) Villa del reino de
DACIA (DAC – IA) (IV. XLI)
16.
ALUMAS (A – LUM – AS) Caballero que tiene a
tres doncellas forzadas en la Fuente de los Olmos para que
observen sus encuentros de armas contra otros caballeros, y
pretende con ello que surja, acaso, el amor en una de ellas, de
la cual está enamorado. Don FLORESTAN (FLOR – E STAN) lucha contra él y le mata, y así libra a las doncellas.
(I.XLIII)

17.

ALVADANZOR (AL – VAD – AN – ZOR).
Gigante vencido y muerto por GANDALAC (GAND – A –
LAC) y sus hijos. (II.XV).
El nombre ALVADANZOR es
parecido al nombre del rey ALMANZOR (AL – MAN ZOR). Este último proviene del nombre AL MANSUR, un
famoso profeta árabe asesinado en público por haber proferido
la frase jaculatoria ALLAH soy Yo).

18.

AMADÍS de GAULA
(A – MAD – IS). Nuestro
personaje, héroe principal del libro. La partícula - MAD – es
una raíz, o etimón, que se encuentra con la misma categoría y
valor en muchos otros nombres de la obra: MAD - AN – CIL,
MAD – A – MAN, MAD – AN – CIAN, MAD – AN – FAB
– UL, MAD – ARQUE, MAD – AS – IMA, FAM – ON - GO
- MAD – AN, MAD- AN – FA – BUE BUL (En esta versión
del nombre, la partícula BUL aparece separada, aunque se
trata de Famongomadán, padre de la giganta Madásima), etc.
El sentido del nombre, y su valor semántico no se relaciona
por vía etimológica con el amor, aunque así lo pueda parecer
en una lectura apurada. MAD es un etimón arcaico. La
partícula inicial, A -, puede tener valor tanto aumentativo,
como negativo. En este caso, el valor operativo es negativo,
equivalente a un “sin”, pues se trata de una oposición, una
definición antitética. Una traducción del nombre
A–
97

MAD - IS, por oposición paradójica, seria El Cuerdo, El
Lucido, El Discreto, El Sensato, El Callado. Hay tres
ejemplos que me gustaría analizar aquí: el caso del nombre
AMATI, el famoso luthier italiano de Cremona, (la familia
Amati, el padre Andrea, el fundador de la escuela de
manufactura de violines y sus dos hijos, Antonio y Girolamo)
y el nombre de la Isla de Arturo, AMALFI, en el golfo de
Salerno, el sur de Italia. El tercer nombre pertenece a un rey
de Britania AMATHAON, (A – MATH- AON) también
encontrado en la leyenda de los argonautas, como nombre de
un rey de Pylus. El sentido del nombre AMATI no es “El
Amado”, como estaríamos tentados a traducir, sino “El
Solitario” (A-MATH - ES – “Sin colegas”, de donde
MATHETES – “Colega”, del griego mathesis – educación, o
enseñanza, o, sencillamente “El Ignorante” – “sin estudios”,
“sin enseñanza”, “sin educación”. Muchos de los nombres de
héroes de El Amadís provienen de romances celtas y tanto las
historias, como los personajes, son de corte artúrico. Viene al
caso para nombrar aquí un descubrimiento filológico
extraordinario: uno de los nombres mas curiosos del ciclo
artúrico es YGRENE, o IGERNE, madre del rey ARTURO
(ART – URO) y palíndromo de ENERGY (EN – ERG – Y).
El tercer nombre citado en relación con el nombre de Amadís,
es el nombre del héroe AMATHAON ap DON, que es
recordado por haber robado un perro del infierno. El nombre
de Amadís es anterior a la publicación del libro de Montalvo y
de las previas versiones. En el año 1372 hay noticia de un
perro llamado AMADÍS (ver Blecua, versión de El Amadís,
p.66, ob.cit.) Vamos a dejar aquí las disquisiciones
etimológicas y anecdóticas y ocupémonos de la figura de
Amadís: nunca ha perdido ninguna batalla, como Miyamoto
Musashi, el samurai solitario de Japón. Amadís es el más leal
amador y el mayor caballero del mundo, fiel, digno y
virtuoso. Es hijo del rey PERION (PER – I – ON) de Gaula y
de la infanta ELISENA (E – LIS - ENA) El étimos LYS o
LIS está relacionado con el sentido de libertad. Elisena es hija
del rey GARINTER (GAR – IN – TER). Amadís es habido y
venido en amores secretos. Al nacer es arrojado al mar en un
arca calafateada. Es encontrado, por destino, y recogido de las
olas, por el caballero don GANDALES (GAND – AL - ES) y
llevado al palacio del rey LANGUINES (LAN – GUIN –
ES), donde encuentra a ORIANA (OR – I – ANA), hija del
rey LISUARTE (LIS - U – ARTE). Al enamorarse de ella,
tienen un hijo que llaman ESPLANDIÁN (E – SPLAND –
IAN). Amadís es armado caballero por su padre, el rey
Perion, sin conocerlo, a petición de Oriana. Gracias a la ayuda

98

de URGANDA (UR – GAND – A) La Desconocida, será
reconocido después por sus padres, que se han casado y reinan
en Gaula. Debido a unas recriminaciones que le hace Oriana,
generadas por los celos por Briolanja, Amadís deja las armas y
emprende una larga penitencia de caballería en la Ínsula de la
Peña Pobre. Por insidias de GANDANDEL (GAND – AND
- EL) y BROCADAN (BROC - A – DAN) Amadís se aleja de
la corte del rey Lisuarte. Junto con otros caballeros se
establece en la Ínsula Firme. Después de largas discordias
hace las paces con el rey Lisuarte, gracias a la intervención del
ermitaño NASCIANO (NASC – I – ANO). Se casa con
Oriana y viven los dos en la Ínsula Firme, cuyos
encantamientos han sido desechos por su amor, gracias a los
valores del ideal de la caballería. En las páginas del libro,
Amadís tiene múltiples aventuras y vence a todos los
caballeros en combate. En muy diversas ocasiones toma
distintos nombres fingidos, para no ser reconocido:
BELTENEBROS (BEL – TENEBR – OS), Caballero del
Enano, Caballero de la Verde Espada, Caballero Griego,
Caballero del Casco Dorado, Doncel del Mar, éste último
equivalente al apellido ibérico actual, ESPOSITO (EX – POS
- ITO). El Ser es la lumbre de todas las cuitas . . . AMADÍS . .
.

99

19.

AMBADES (AM – BAD – ES) Primo de
ARCALAUS (AR - CAL – AUS) El Encantador. En su
castillo pasan una noche don GALAOR (GAL – A – OR) y
NORANDEL (NOR – AN – DEL). Lleno de temor por tener
en su casa a estos caballeros, enemigos suyos, inventa una
treta y los encierra fuera del castillo, a la mañana siguiente.
(III.VII)

20.
AMBOR (AM - BOR) de GADEL (GAD – EL)
Hijo de ANGRIOTE (AN – GRI – OTE) de ESTRAVAUS
(ES –TRAV – AUS). Está al servicio de Oriana, hija de
LISUARTE (LIS – U – ARTE) (III.XIV) Junto con
ESPLANDIÁN (E - SPLAND – IAN) está en la corte del rey
Lisuarte, para defender a la reina (III.XVI)

21.
ANCIDEL (AN – CID – EL) Sobrino del rey
Arábigo, que mata en combate al caballo de AMADÍS (A –
MAD – IS) y hiere a don FLORESTAN (FLOR – E – STAN)
(III.VI)

22.

ANCONA, (AN – CON – A) marqués de. Es
enemigo de don Florestan. Aparece como duque, en III.XIX y
como marqués, en III.XIV.

23.
ANDALOD (AN - DAL – LOD) Ermitaño que
conduce a Amadís a la Peña Pobre. Durante treinta años se
había recluido en aquel lugar , luego de haber renunciado al
mundo. (II.V) Interpreta un sueño de Amadís. (II.VIII)

24.

ANDANDONA (AN – DAN – DON - A) El más
gracioso de los personajes de El Amadís. Es una giganta
endiablada que hiere a don BRUNEO (BRU - NEO) cuando
éste se dirige a Gaula, con Amadís y sus compañeros. Se cae
de una peña donde se encontraba, al lanzar un dardo. (III.III)
Trata de herir a Amadís, pero su golpe, falla . . . GANDALIN
(GAND – AL – IN) la persigue y le corta la cabeza. (III.VI)

25.
ANDAGUEL (AN – DAG – U – EL) Gigante
anciano que, junto con sus hijos, es entregado como rehén al
rey Lisuarte. (II.XIX)

26.
ANDROID (ANDR-OID) de SEROLIS (SER – O LIS) rey de Serolis. Padre de GRINDALAYA (GRIND – A –
LAY – A) amada del rey ARBAN (AR- BAN) de
NORGALES (NOR – GAL – ES) (I.XX)
100

27.

ANGADUZA (AN – GAD – UZA) Véase, en ese
mismo índice, Floresta de Angaduza

28.
ANGRIFO (AN – GRIF – O) Señor del Valle del
Fondo (hondo) Piélago que tiene prisionero al padre de una
doncella protegida por DRAGONIS (DRA - GON – IS)
Dragonis combate contra ANGRIFO (AN – GRIF – O) y
luego de un duro combate, lo vence y libera al padre de la
doncella. (IV.XLIII)

29.
ANGRIOTE (AN – GRI – OTE) de ESTRAVAUS
(ES –TRAV- AUS) Al lado de su hermano está
“defendiendo” el paso de un valle. Lucha contra Amadís,
quien lo vence. (I.XVIII) Es encerrado por GROMADAZA
(GRO – MAD - AZA) Junto con Arban de Norgales, envía
una carta al rey Lisuarte. (II.XVIV) El rey Lisuarte procede ir
en ayuda de los dos prisioneros. (II.XVI) Amadís lo pone en
libertad. (II.XVIII) En III.VI aparece como parte de la escolta
del rey Lisuarte. Se encuentra con Bruneo de Bonamar y
Amadís y los tres se dirigen a casa de GRASINDA (GRAS –
INDA) (Recordemos aquí que GRAS es el nombre gitano –
romaní para designar al caballo y la terminación – INDA
evoca el origen indostánico de ese grupo lingüístico) Grasinda
los recibe muy bien. Se disponen a navegar hacia Gran
Bretaña (III.XIII). Angriote de Estravaus acude en auxilio de
la reina de DACIA (DAC – IA), junto con Bruneo de
Bonamar y BRANFIL (BRAN - FIL) (IV.VLI) (FIL es el
nombre árabe/persa del elefante. De allí el AL-FIL de ajedréz)

30.
ANTALES (AN – TAL – ES) [La antigua raíz del
galés, TAL, presente en TALIESIN (TAL – I – ES – IN) el
nombre de un famoso poeta medieval, un bardo del País de
Gales] Clérigo que se encuentra entre los intérpretes de un
sueño de PERION (PER – I – ON), relativo al nacimiento de
Amadís. (I.II)

31.

ANTALIA (AN – TAL – I - A) Villa de Escocia a
la que llegan GANDALES (GAND – AL - ES) y su séquito,
luego de encontrar al pequeño Amadís, abandonado a las olas
del mar. (I.I)

32.
ANTEBON (AN – TEB – ON) de GAULA
(GAUL– A) Caballero que Amadís, GALAOR (GAL – A –
OR) y BALAIS (BAL – A – IS) de CARSANTE (CARS –
AN – TE) encuentran muerto a traición por PALINGUES
101

(PAL – IN – GUES) que amaba a su hija, sin ser
correspondido por la joven. Galaor vengará su muerte,
(I.XXIV)

33.
ANTIFON (AN – TIF – ON) El Bravo. Caballero
que tiene cercada en su castillo a la infanta CELINDA (CE –
LIND – A) porque la muchacha no desea casarse con él. Es
vencido y muerto por el rey LISUARTE (LIS –U – ARTE)
(III.IV) [el etimón LIND es la forma arcaica ibérica que
define a la serpiente Agathodaimon, la cuidadora de las artes
médicas, hoy presente en el emblema de todas las farmácias
{gr. pharmakos – “veneno de serpiente”}]

34.
ANTIMON (AN – TIM – ON) El Valiente. Junto
con ANGRIOTE (AN – GRI - OTE) y LANDIN (LAN DIN) de FAJARQUE (FA – JAR - QUE) auxilia al rey
Lisuarte, cuando muere su caballo en la batalla contra el
ejército del rey Arábigo.

35.

APOLIDON (A – POL - I – DON). Hijo de un rey
de Grecia y de la hermana del emperador de Constantinopla.
Grande de corazón y experto en nigromancia (magia negra
como dicen hoy) como también en leucománcia (magia
blanca, su contrafigura) uno de los caracteres más interesantes
de El Amadís. Su nombre recuerda el de APOLLION (A –
POLL – ION), el Ángel Exterminador del Apocalipsis de
Juan, a pesar de que la raíz/etimón no es la misma: El – POL
– (blancura, belleza, brillo) de APOLIDON, es distinto, en
griego clásico, del - POL – (bola, bombarda, destrucción)
que forma el nombre de APOLLION. Apolidon renuncia a su
reino, a favor de su hermano, para poder conservar sus libros.
Conquista la Ínsula Firme (el Entrecejo, lugar de
concentración mística en la práctica contemplativa llamada en
griego hesichia o metanoia – la meditación), donde vive
dieciséis años, con su amiga GRIMANESA (GRI – MAN –
ESA). Es elegido emperador de Grecia. (II. Introducción)

36.

ARABIA (A – RAB – IA). Ciudad principal del
reino del rey Arábigo. (IV.XLIX) Véase también “Arábiga”.
La raíz/etimón - RAB - se encuentra en el hebreo RABBI –
Maestro.

37.
ARABIGA (A – RAB – ICA). Ciudad principal del
reino el rey Arábigo, de la cual toma su nombre. (IV.XXVII)
Véase también ARABIA.

102

38.

ARÁBIGO (A – RAB – IGO). Rey. Lucha, al lado
de otros reyes, contra el rey LISUARTE (LIS – U – ARTE),
(passim). Es requerido por GARIN (GAR – IN), de parte de
ARCALAUS (AR – CAL – AUS) El Encantador, para que
luche contra el rey Lisuarte (IV.XXVII). Lucha, junto con
otros reyes contra Lisuarte (passim). Es vencido y desterrado a
la Ínsula de LICONIA (LIC – O – NIA) (IV.LI) Este etimón
arcaico griego - LIC – es una partícula radical muy
interesante, pues designa al lobo y, a la vez, posee el sentido
de luz, brillo estelar, resplandor. (Ver “licurici” en rumano,
palabra antigua que designa a la luciérnaga)

39.
ARBAN (AR – BAN) de NORGALES (NORG –
AL – ES). El etimón – NORG – designa a los noruegos, pues
NORGE es Noruega. Rey de Norgales (North Wales, país del
Mabinogeon), El rey Lisuarte le encarga que acompañe a
Amadís, (I.XV). Amadís se refiere a él como a uno de los
mejores hombres del mundo (I.XVII). Defiende el palacio
donde se encuentra la reina BRISENA (BRI – SEN - A),
contra el ataque que lleva a cabo BARSINAN (BAR – SIN –
AN), cuando el rey Lisuarte está prisionero (I.XXXVII).
Fracasa en la Ínsula Firme (II.I). Es encarcelado por
GROMADAZA (GRO – MAD – AZA), junto con
ANGRIOTE (AN – GRI – OTE), de ESTRAVAUS (ES –
TRAV – AUS). Dirige una carta al rey Lisuarte (II.XIV). El
rey decide ir en ayuda de los dos prisioneros (II.XVI). Amadís
les pone en libertad. (II.XVIII). Pelea en el ejército del rey
Lisuarte en la sesión mandada por el rey CILDADAN (CIL DA - DAN). Su única misión es guardar al rey (III.V) Es
derribado en la batalla (IV.XXXV).

40.

ARCABONA (AR – CAB - ONA) Hermana de
Arcalaus y esposa del jayán CARTADAQUE (CAR – TAD AQUE), madre de los jayanes FURIÓN (FUR – I – ON),
LINDORAQUE (LIND – OR – AQUE) y MATROCO
(MAT- ROQ – O). Señora de la Montaña Defendida, lugar
donde tiene preso al rey Lisuarte, luego de haberlo
secuestrado. Se suicida al perder su familia, a manos de
Esplandián. (Sergas, 5)

41.
ARCALAUS (AR – CAL- AUS) El Encantador.
Henos aquí delante de uno de los personajes mas curiosos de
El Amadís, el que sigue después de la URGANDA (UR –
GAND – A) La Desconocida. Es un nombre familiar en la
mitología griega – ARQUELAUS – “conductor” – arche del

103

“pueblo” – laos, familiar de Orestes, El etimón - ARC – es el
griego arc - aico ARKHAIOS (¡!) – “antiguo”, presente en el
nombre de todos los términos asociados a la antigüedad, a los
tiempos primordiales, a los ancestros, a los orígenes perdidos
en el tiempo y en el espacio: arquetipo, arconte, arqueopterix,
arqueología, etc. Arcalaus es enemigo del rey Arban de
Norgales, que rapta a la amada de éste. Encanta a Amadís, que
había ido en ayuda de la doncella (I.XVIII-XIX). Es vencido
por Amadís (II.XIV). Piensa aprovecharse de las
desavenencias surgidas entre el rey Lisuarte y Amadís
(IV.XV). Forma una alianza de reyes y gigantes (¡estamos en
los dominios de lo fantástico y de lo real-maravilloso, como
dicen hoy!) para luchar contra Lisuarte (IV.XXVII).
Interviene en la lucha (IV.XXV). Es apresado (IV.XXXVI).
Su mujer, piadosa y temerosa de Dios, consigue que Amadís
lo deje en libertad (IV.XLIX). Obviamente, Arcalaus El
Encantador está cortado con unas medidas muy distintas al
corte romántico de MERLIN (MERL - IN) El Encantador del
ciclo artúrico. El lugar de Merlín lo toma la Urganda La
Desconocida, aunque algunos interpretes asocian a Urganda
con la Dama del Lago. El etimón arcaico - MERL – es
encontrado en el nombre del mirlo (“turdus merula”), pájaro
con maravilloso y mágico canto, que hoy día convive con los
habitantes y las basuras de las calles de la ciudad,
regalándonos cada mañana y cada atardecer con sus trinos.
(Esta imagen citadina del mirlo pertenece al siempre
recordado ecólogo español Félix Rodríguez de la Fuente, que
hace una extensa apología al mirlo de ciudad, en sus muchos
tomos de la Enciclopedia de la Fauna Ibérica, Salvat,
Barcelona, 1975). La descripción del mirlo de Rodríguez de la
Fuente, que se preguntaba qué hace acaso el mirlo en la sucia
ciudad, cala hondo con la descripción de las condiciones del
pájaro solitario que hacía el poeta Juan de la Cruz:
Las Condiciones de Pájaro Solitario son cinco:
La Primera: Que pone el pico al aire;
-La Segunda: Que vuela a lo mas alto;
La Tercera: Que no sufre compañía alguna aunque sea de su
propia naturaleza;
-- La Cuarta: Que
no tiene determinado color;
- La Quinta: Que canta
suavemente;
Este retrato
de memoria queda en nuestros recuerdos para la figura y
compostura de los mágicos dones de Merlín el Mago. –
MERL – “cantar suavemente”.

42.

ARCARTE (ARC - ARTE). Villa donde Perion
recoge a Elisena para casarse con ella (I.III)

104

43.

ARDAN (ARD - AN) CANILEO (CAN – IL - EO)
El Dudado; Caballero vencido, luego de un largo combate, por
Amadís. Con ello quedan en libertad el rey ARBAN (AR –
BAN) de NORGALES (NOR – GAL – ES) y ANGRIOTE
(AN – GRI – OTE) de ESTRAVAUS (ES –TRAV – AUS)
(II.XVIII)

44.
ARDIAN (ARD – I – AN) Enano de Amadís
(III.XVIII). Ardian es un personaje simbólico: representa al
miembro viril de Amadís, y el sentido metafórico está acorde
con todos los elementos de la historia y de su gracioso sentido:
“el que siempre está ardiendo, consumándose y resucitando de
sus propias cenizas”.

45.

ARGANTE (ARG – ANTE) Caballero guardián de
la puerta inferior de la Montaña Defendida, muerto por
Esplandián (SE, 6)

46.
ARGOMADES (ARG – O - MAD - ES). Caballero
del ejército del rey Arábigo, muy valiente, que lucha contra
los hombres de Lisuarte y los hace huir, junto con
BRONTAJAR (BRON – TAJ – AR) DANFANIA (DAN –
FAN – IA) (¡Que nombre!). En su escudo, sus armas tenían el
campo verde (terminología heráldica) con blancas palomas.
Después de la contraofensiva de los caballeros de Lisuarte, a
su vez, luego de hacer huir a otros, huye también. (III.VI)
ARGOMADES tiene en su nombre la misma raíz del nombre
de Amadís (A – MAD – IS). El sentido de este radical de
origen galés esta relacionado con la locura y el nombre de
Amadís (A – MAD – IS) es el reflejo opuesto de adjetivo
ingles “insane” (in – san - e) – loco, en el cual, la raíz - SAN
- “salud”, ocupa el lugar de –MAD – “locura” (“madness’).
Estamos frente a un apelativo construido por descripción
contraria, o antitesis: “el no (A) - loco (MAD)”, es decir -¡“el
Cuerdo”! Para ser justos con Argomades, también presento
aquí el sentido de su nombre: “El Loco Brillante”. ARG es un
elemento de composición que posee el sentido de brillo,
esplendor, (arge – gr. arcaico “brillo”)

47.
ARGOMAN (AR – GOM – AN) El Valiente.
Caballero que se encuentra entre los que esperan a Amadís,
cuando éste retorna de la lucha con GRUMEDAN (GRU –
MED – AN). (III.XVIII)

105

48.

ARQUISIL (AR – QUIS – IL) Caballero romano
que es apresado por Amadís (III.VIII). Cumple su palabra con
Amadís, cuando éste le puso en libertad (IV.XXV). El rey
Lisuarte le pone al mando de una parte de su ejército
(IV.XXV). Participa en la lucha (IV.XXX) y es nombrado
emperador de los romanos (IV.XXXI). El etimón – QUIS – es
de origen latino, y entra en la lógica de la fragua onomástica
del autor: es un pronombre interrogativo que significa
“¿Quien?”, muy acorde con el valor semántico de un nombre
romano de persona.

49.

ARTUR (ART –UR). Rey de la Pequeña Bretaña.
Abolió la pena de muerte impuesta a las mujeres halladas en
adulterio (I.I). El sentido de su nombre es conocido desde lo
antiguo, pues proviene del nombre arcaico griego del oso. –
Arkhtos. De allí la estrella Arturo de la constelación El
Boyero. Citado marginalmente, hay un otro rey Artur de
Bretaña. (IV.XXXI). La terminación – UR aparece en un
nombre romano ROBUR (ROB – UR) que designa
figurativamente a la fuerza, al poder y también es un termino
para nombrar a la elite, a la flor de la caballería, por ejemplo.
En realidad, Robur designa todo objeto hecho de una madera
fuerte, como el olivo, y nombra las cosas manufacturadas en
esa madera, como lanzas, mazas, el Caballo de Troya, etc. La
partícula final –UR posee el sentido de “hecho, hacedor”,
“hecho por”. De allí ART –UR – “dado a luz”, creado,
engendrado - por el Oso/(Osa). -UR final no difiere del
sentido de la partícula inicial UR – origen.

50.
BALADAN (BAL - A – DAN); Caballero que,
junto con LEONIS (LE - ON – IS), acompaña al rey Lisuarte
en su lucha contra don GALVANES (GAL – VAN – ES).
(III.V)

51.
BALADIN (BAL – A – DIN) – Es conocido el
sentido de su nombre, por vía árabe: “Hijo (DIN) de Baal
(BAL). Castillo donde el Doncel del Mar, Agrajes (A – GRAJ
– ES) y su séquito encuentran al rey Perion (I.VIII)

52.
BALAIS (BAL – A – IS) de CARSANTE (CARS –
ANTE). Uno de los caballeros que Amadís había liberado de
Arcalaus el Encantador. Corta la cabeza a la doncella que
había enfrentado a Amadís y Galaor, sin que se conocieran;
invita a estos a su castillo de Carsante (I.XXII). Lucha en el
ejercito del rey Lisuarte en la batalla que este sostuvo contra

106

don Galvanes (GAL - VAN – ES) (III.V) Llega al rey Perion
para ponerse a la disposición de Amadís (IV.XXIV).

53.
BALAN (BAL – AN) – Gigante, hijo de
MADANFABUL (MAD – AN – FA - BUL) y señor de la
Ínsula de la Torre Bermeja. Vence y da muerte al hijo de
DARIOLETA (DAR – I – OL – ETA) y apresa luego al
marido de ésta.(IV.XLVI) Es vencido por Amadís, en
combate. (IV.XLVII). Recordemos aquí que en castellano,
“balano” es el nombre que se le asigna a la parte extrema, o
cabeza, del miembro viril, el glande (del gr. balanos –
“bellota”, “glande”, “glándula”). El nombre va bien con un
gigante.

54.
BALAN ( BAL - AN) Bisnieto del gigante Balan.
IV.XLVIII)
55.

BANDAGUIDA (BAN – DAG – U - IDA). Hija
del gigante BANDAGUIDO (BAN - DAG - U - IDO) .
Asesinó a su madre, para poderse casar con su padre (¡!) de
quien engendró al monstruo llamado Endriago. (EN – DRI –
A - GO) La partícula DRI es base/raíz/etimón de palabras
relacionadas con el mundo fantástico visinvisible de los
dragones (DRA - GÓN). DRA, DRE, DRI, DRO, DRU – las
cinco partículas que componen palabras cuyo sentido se
refiere a la esfera fantasmagórica del sueño, el mundo onírico.
(DRE – AM, TRA- UM, MAN –DRA – GOR - A, EN – DRI
– AGO, DRI - LLE [“pobre diablo”, en La Fontaine], DRU –
IDA , del celta DRU – S - “roble””encina”, el galo DER-VO
– “roble”, DRO-LL – holandés “duende”, ingl. TRO-LL“gnomo” en mitología escandinava, etc.)
¿Cómo es un dragón? Es así: criatura perenne visinvisible del
mundo de los sueños, de la familia de los saurios, con orejas
lampiñas en la parte superior pero vellosas en la inferior,
puntiagudas y erguidas, terminadas en unas esferas
flamígeras, dedos como garras carnosas, lanceolados con
uñas en gancho de águila, algo obtusas las de las patas
traseras, ojos de hermosos brillos fulgurantes, encarnados e
ígneos, con chispas de rescoldo amarillo, con pestañas
radiales terminadas en espigas tungentes como racimos
luminosos de coronas formadas por tubos divididos en cinco
lacinias irregulares y cerrado con una especie de tapadera
semitransparente de distinto color que el tubo, cabeza
capsular de guinda, como una pica o corazón de copa
invertido, y dientes negruzcos pero brillantes y fogosos, como
semillas de mazorcas de maíz morado de Perú, elipsoidales y

107

algo arrugados y latiendo a cada respiración, como brasa
sobre la cual se sopla y a punto se ilumina con la brisa. Suele
pasar las fronteras del sueño hacia lo real y viceversa. ¿Qué
he hecho, Lector Domine? He tomado del Diccionario de la
Académia la descripción de la planta llamada dragón y
compuse una réplica. Las palabras que describen a la planta no
envidian en nada a la fantástica criatura de los sueños: Dragón
– Planta perenne de la familia de las Escrofulariáceas, con
tallos erguidos de seis a ocho decímetros de altura, lampiños
en la parte inferior y vellosos en la superior, hojas carnosas y
lanceoladas, algo obtusas las inferiores, flores de hermosos
colores, encarnados o amarillos, en espigas terminales, de
corola formada por un tubo dividido en cinco lacinias
irregulares y cerrado con una especie de tapadera de distinto
color que el tubo, fruto capsular y semillas negruzcas,
elipsoidales y algo arrugadas. Se cultiva tanto en los jardines
de la realidad como en los jardines del sueño.
Hay
en las Islas Canarias (antiguamente llamadas Ningunaria) un
árbol extraordinario de nombre DRAGO (en gr. drakon): es de
la familia de las liliáceas y alcanza de doce a catorce metros
de altura, con flores pequeñas de bcolor blanco y brillo
verdoso de esmeralda, con estrías encarnadas y fruto en baya
amarillenta dorada. Del tronco se obtiene una resina llamada
sangre de drago, que Urganda La Desconocida y otras señas
(Señoras magas), como Seña Lucina de Las Canarias, usan
como medicina. El Dragón se llama en rumano BALAUR
(BAL-AUR), palabra relacionada con el polo (POL- O)
celeste donde la constelación DRAKO – El Dragón, situado
entre las dos Osas. Hace más de seis mil años el polo celeste
se encontraba cerca de la estrella THUBAN (THU – BAN) de
la Constelación El Dragón. BALAUR parece término de
origen tracio, pues es palabra balcánica y los etimólogos no
tienen explicaciones en otras lenguas conocidas. (Ver
Alexandro Cioranescu, Diccionario Etimológico Rumano,
Biblioteca Filológica, Universidad de la Laguna, Tenerife,
España, 7 fascículos, 1954-1966) La raíz tracia BELL- , o
VER- “fiera, monstruo”, que coincide con el griego
PELÓRION (PEL – OR – ION) – “monstruo”. En el nombre
del héroe mítico BELLEROPHON – “ el que mata al
monstruo” sugiere una estrecha relación sonora con
BELTENEBROS, nombre de Amadís. BELLEROS era el
hermano de Bellerofonte (BELL – ER – O – PHON). La
terminación – AUR está presente en el griego KENTAUROS
(KENT - AUR - OS), donde la base KENT es variante de
GAND, GOND (Véase Góndola (GOND – OLA) y GUND,
raices de los nombres Urganda, Amaligunda, Salmagundi, y

108

otros. La Nave de la Serpiente de la Urganda La Desconocida
se parecía a una góndola gigante, o a un barco vikingo con un
dragón como mascarón de proa. Es gracioso el término
SALMAGUNDI [en francés - salmigondis aparece en
Rabelais (1546)], un tipo de guiso medieval, aromático,
mezcla de varias carnes, vegetales y especies picantes. Esa
preparación culinaria de los tiempos de Amadís es una suerte
de cruzado de carnes troceadas con salsa picante especial,
llamada SALMIS, muy usada con las perdices - (fr. “sauce
salmis”- becasse, perdreaux en salmis, salmis de pintade) .
(Véase como se trocea un jabalí en Gawain, El Caballero
Verde, texto medieval comentado por J.R.R. Tolkien).
También se llama así a una suerte de obra de arte que mezcla
distintos estilos, comparable a una sátira. (Véase Medieval
Wordbook, Madeleine Pelner Cosman, Facts On File, NY,
1996, p. 214) El término viene del radical SAL – “sal”, como
en SALAMANCA, (“cueva de brujas y hechiceros”),
SALAMANDRA, y GONDIN (lat.”condire”, sazonar,
condimentar, aderezar, adobar). De allí la expresión de los
ajedrecistas – J’adoube – “Aderezo” – con la cual declaran en
voz alta que sólo quieren aderezar un trebejo – pieza, y no
moverlo. En el mundo medieval de Amadís, la palabra ritual
ADOUBEMENT – “Aderezo”, presente en los textos desde el
siglo XII, es una ceremonia de iniciación, o de “armar
caballero”, en la cual el joven noble recibía armas y otro
equipamento necesario, llamado “adoubement” – aderezo,
luego reemplazado por la armadura. Adouber vien del fráncico
– bretón DUBBAN – “golpear”, pues el futuro caballero
recibía de su padrrino un golpe en la nuca y un toque de
espada en el hombro. De alli el verbo inglés DUBB – “armar
caballero”, con la misma raíz etimón THUB que se encuentra
en THUBALCAIN, o en el nombre de la estrella THUBAN de
la constelación el Dragón.

56.
BANDAGUIDO (BAN – DAG – UIDO). Muchos
aficionados a la etimología onomástica dirían que este nombre
posee un evidente italianismo A Da’ Guido , “donde Guido”.
Sin embargo, la mayoría de las partículas onomatopoiéticas
son odones binarios, como BAN, o como DAG, marcados y
multiplicados por el fenómeno llamado armonía vocálica, a
través del cual los odones semánticos adquieren las variantes
correspondientes : BEN, BON, BUN, DEG, DOG, DUG. El
caso del son I - /i/ es particular, pues representa uno de los
ocho sones fundamentales que generan todas las
combinaciones de los sesenta y cuatro odones o caminos
sintaxifonosemáticos. BANDAGUIDO es el gigante que ha

109

dominado en la Isla del Diablo; tuvo amores con su hija
BANDAGUIDA, que dio a luz al Endriago.

57.
BANGIL (BAN – GIL) – Villa donde el pequeño
Galaor (GAL – A – OR) es raptado por un gigante. (I.III)
58.

BARANDEL (BAR - AN – DEL) – Rey de
Hungría (III.XII). BAR es un etimón onomatológico de
origen semita, del arameo BAR – “Hijo”. (Ver el bíblico bar
nasha – “Hijo del hombre”)

59.
BARSINAN (BAR – SIN – AN) – Señor de
SANSUEÑA (SAN – SUEÑ - A.) Debe ser Sansueña –
Saxonia. No obstante la variante castiza es graciosa, por lo de
los sueños de los saxos! Barsinan asiste a unas cortes que
había convocado el rey Lisuarte, inducido por Arcalaus el
Encantador, con el escondido propósito de apoderarse del
reino y de casarse con Oriana (I.XXX). Entra en Londres con
sus hombres (I. XXXVII). La traición es descubierta y
Barsinan es quemado frente a su gente. (I. XXXVIII).

60.

BARSINAN (BAR – SIN – AN) Hijo de Barsinan y
rey de Sansueña. Toma parte en la alianza que Arcalaus El
Encantador forjó contra el rey Lisuarte (IV.XV).

61.
BASAGANTE (BA – SAG – ANTE) Si no
supiéramos nada de onomatología, ni de cómo se fraguan los
nombres de persona, al menos podemos separar, en todos los
nombres, partículas que siempre mantienen su forma en la
composición semántica. Es el caso de la partícula final “–
ANTE”, de memoria cervantina, como en Rocinante (ROCIN
– ANTE), [como en a. C. - ante Cristi], presente en
BASAGANTE, el hijo del gigante FAMONGOMADAN, (
FAM – ON – GO – MAD - AN) a veces escrito como
Famongo Madan, Señor del Lago Ferviente (Hirviente).
Pretende casarse con Oriana (II.XI) Es muerto por Amadís, en
la batalla de Lisuarte contra los gigantes. (II.XII).

62.
BASILEA (BA – SIL – EA) – duque de. Durante
unos festejos y fiestas nupciales en casa del duque,
GRASINDA (GRAS – INDA). No se nos escapa aquí la raíz
gitana/romaní GRAS – “caballo”. El episodio es preciso
pues, en tales fiestas, Grasinda fue considerada la mujer mas
bella de toda la Rumania (III.XIII), o sea de toda la Gitanía, o
Zincalía, o Bohemía . . .

110

63.

BELTENEBROS (BEL – TENEBR – OS). Aun
sonoro y original, no hay mucha ciencia onomástica en la
fragua de este nombre, y es más, diría que la explicación del
anciano, de cómo y del porque se le impone a Amadís ese
nombre, tiene un poco de filólogo amateur, y sus razones,
algo de lingüísta aficionado, con todo respeto por el anciano
hombre bueno ANDALOD (AN – DAL – OD). Es él quien le
dió tal nombre a Amadís. He aquí un buen consejo que
Andalod le ofrece a Amadís y tomémoslo para nosotros,
también, hombres llenos de pecado (¡!): “Según vuestro
entendimiento y el linaje tan alto donde venís, no os deberíais
matar ni perder por ninguna cosa que os aviniese, cuanto
mas por hecho de mujeres que se ligeramente gana y pierde y
os aconsejo que no paréis en tal cosa mientes, y os quitéis de
tal locura ( A – MAD - IS ¡!), que lo hagáis por amor de Dios,
a quien no place de tales cosas, y aun por la razón del mundo
se debería hacer, que no puede hombre, ni debe, amar a
quien le no ama”. (Cáp. XLVIII) ¡¡¡¡¡Jajajajaja!!!!!! ¡Cuantos
de nosotros no tomaríamos esas palabras como clavadas para
nuestros casos!

64.
BERVAS (BER – VAS). He aquí el radical
germánico BER, BAR , que designa al Oso. Bervas es uno de
los primeros caballeros que encuentra el rey Lisuarte, después
de haber sido liberado por don Galaor. (I.XXXVIII)

65.

BRADOID (BRAD – OID) Castillo asentado sobre
una peña y muy bien defendido. En sus cercanías, GALAOR
(GAL – A – OR) es armado caballero por Amadís. (I.XI).
He aquí una bella raíz/etimón preindoeuropea, que designa al
árbol llamado pino – BRAD, de la familia de los pináceos –
Abies Pectinata. El ABIES es el nombre de un personaje de El
Amadís. El elemento final “– OID” lo encontramos en el
nombre del personaje ANDR – OID y proviene del griego
Eidos - “figura”, “aspecto”, “representación”. (Ver en la
anatomía humana el hueso hioides en forma de herradura,
HYOEIDES – forma de la letra “u” del alfabeto griego, que se
lee como /i/. Ese huecesillo que se sitúa encima de la laringe,
y controla el sonido y la voz, fue re-descubierto por J.W.
Goethe, el autor del Doctor Faustus, pues ya había sido
descrito por el cirujano Ambroise Paré unos docientos años
antes, médico de guerra, como Helisabad.

66.
BRAMANDIL (BRA – MAN – DIL) Caballero,
hijo de GANDALAC (GAND – A – LAC), que va delante
111

del rey Lisuarte cuando éste se dirige contra el rey
CILDADAN (CIL -- DA - DAN) (II.XV)

67.
BRAN (BRAN) – Río al lado del cual GALAOR
(GAL - A - OR) lucha en defensa de una doncella. (I.XII).
BRAN es un termino arcaico celta, druida, cuyo sentido es
“bosque sagrado”.

68.
BRAMBOIDAS (BRAM – BOI – DAS) Valiente
caballero que lucha al lado del rey CILDADAN (CIL – DA –
DAN) en la batalla que tuvo lugar entre el ejército del rey
Lisuarte y el de don GALVANES (GAL – VAN - ES) (III.V)

69.

BRANANDA (BRAN – ANDA) Me suena
parecido a un antiguo nombre español de una princesa llamada
Princesa de BRAGANZA (BRAG – ANZA). Floresta de.
Floresta que sirve de limite entre los condados de Clara y
Gresca. Allí luchó Galaor contra los hombres de un enano
malvado, en defensa de una doncella. (I.XII)

70.
BRANDALISA (BRAN – DAL – ISA) Amiga de
don GUILAN (GUI - LAN) La partícula GUI (var. GWY o
GUY) es el nombre druida del “muérdago” (viscum) -, planta
sagrada entre los druidas y parásita del roble, o encina.

71.
BRANDASIDEL (BRAN – DAS – I – DEL)
Caballero que provoca a Amadís y es vencido y humillado por
este. (III.X) Lucha de nuevo contra Amadís y es derrotado por
segunda vez. (III.XIII)

72.

BRAMDOIDAS (BRAM – DOI – DAS). El “- doi
- ” (en latín “dui”) es el nombre numeral del “dos”, en
gitano/Romaní. Hay una variante BRAMBOIDAS (BRAM –
BOI – DAS). Este elemento de formación – BOI – es un
término arcaico que designa la “talla’, “estatura”, “raza” o
“casta” (Rar. – o sea “raramente” ), o el gr. soma- “cuerpo
viviente”, en germánico -“leib”.
(Ver para ello, y
para otros nombres de El Amadís, el bello “Diccionario
Etimológico de la Lengua Rumana” publicado en la Biblioteca
Filológica, Universidad de La Laguna, Tenerife, España, por
el erudito rumano Alejandro Cioranescu, en 7 fascículos, entre
1954 - 1996).
Caballero de la corte del rey Lisuarte que se encuentra entre
los caballeros que tiene prisioneros Arcalaus El Encantador,
y que son puestos en libertad por Amadís (I.XIX), Actúa de
emisario entre don GALVANES (GAL- VAN – ES), y
112

Lisuarte, cuando se prepara la batalla entre este y el rey
CILDADAN (CIL – DA - DAN). (IV.XXIII)

73.
BRANDUETA (BRAND – U –ETA) Hija de
ANTEBON (ANTE – BON), caballero muerto a traición por
PALINGUES (PAL – IN – GUES) y vengado por GALAOR
(GAL – A – OR). La partícula – A - , hace las veces de infijo
y en algunos otros casos, como en el mismo nombre de
AMADÍS (A – MAD – IS) es prefijo, o, como se le llama, de
modo evasivo – es “partícula inicial de formación”. También
se encuentra como terminación, o sufijo, en muchos otros
nombres de El Amadís. – BANDAGUIDA (BAN – DAG – U
– ID – A), ANGADUZA (AN - GAD – UZ – A),
ANDANDONA (AN – DAN – DON – A), etc.

74.
BRANFIL (BRAN – FIL) La partícula BRAN –
radical/etimón de origen galo, aparece como BREN – en el
siglo XII, es propiamente “hijo”, y figurativamente,
“excremento”, o “barro”, “fango” “cieno”. (Ver el Dictionaire
Etymologique de Albert Dauzat, Larousse, Paris, 7ª Edition,
1938). Hermano de don Bruneo de Bonamar. Se presenta
junto con su hermano para luchar a favor del rey Lisuarte,
(II.XIV). Sale de su casa con seiscientos caballeros, en ayuda
de Amadís (IV. XX). Junto con su hermano BRUNEO (BRU
– NEO), y ANGRIOTE (AN – GRI – OTE) de ESTRAVAUS
(ES – TRAV - AUS), marcha en auxilio de la reina de
DACIA (DAC – IA), (IV.XLI). Dacia es el antiguo nombre
de Transilvania, Valaquia y Moldavia, hoy Rumania, aunque
algunos autores suponen que es el nombre de Dinamarca,
aseveración que es fruto de una confusión entre DAN –IA y
DAC –IA, el primero un reino cercano a Suecia, según la
geografía tradicional mítica del Amadís. Hay que recordar
aquí la partícula de origen árabe/persa – FIL -, “elefante”,
presente en el alfil del ajedrez.

75.

BRAVOR (BRA-VOR) Hijo del gigante BALAN
(BAL – AN) de erótico sentido (ver el “balano” español en el
DRAE) Por quebrantar una promesa que había hecho su padre,
- (promesa de corte erótico) - es conducido ante Amadís.
Este lo pone en libertad. (IV.XLVIII).

76.
BRAVOR (BRA – VOR) El BRUN (BRUN). La
partícula BRUN – aparece en el texto de El Roland, siglo XII,
y es un término germánico que designa el estado de brillantez
(al. Braun). Derivación: brunir, en El Roland, siglo XII –
“rendre brillant”. (Ver el Dictionaire Etymologique de Albert

113

Dauzat, Larousse, Paris, 7ª Edition, 1938). Hijo de
SEGURADES (SE – GUR – A –DES), y señor de la Ínsula de
Torre Bermeja (IV. XLVIII).

77.
BRIAN (BRI – AN) de MONJASTE (MON –
JAST – E). Caballero muy preciado, hijo del rey CADASAN
(CAD – AS – AN) de España, y de una hermana del rey
Perion de Gaula. Se despide de la corte del rey Lisuarte,
cuando lo hace Amadís. (II.XX). Lucha, con mil españoles, a
favor de Lisuarte (III.VI). Manda una de las alas del rey
Perion. (IV. XXVI).

78.

BRIANTES (BRI – ANTES) Villa de la Gran
Bretaña, donde AGRAJES (A – GRAJ - ES) encuentra a su
padre, el rey Lisuarte, y a GALVANES (GAL – VAN – ES)
Sin Tierra, su tío a la vuelta de la guerra de Gaula (I. XVI).

79.

BRIOLANJA (BRI – O – LAN - JA) Hija del
verdadero rey de SOBRADISA (SO – BRAD – ISA) que
había sido destronado y muerto por su hermano (I. XXI). Es
vengada por Amadís (I.XL) El mismo la restablece en su
trono. Según los detalles de la historia, hubo, tal vez, un
affaire entre Amadís y Briolanja, por lo cual, Oriana siente
indómitos celos. En el Libro de las Sergas de Esplandián,
Montalvo, emplazado por Urganda a señalar los personajes
más destacados, sin contar a Esplandián y Leonorina, elige a
Briolanja como la más bella dama y a Florestán como el
caballero más valiente. Urganda revela en el libro de
Esplandián que Amadís se había comportado de manera
fraudulenta para conseguir que Oriana, y no Briolanja,
venciera en las pruebas mágicas del amor y belleza en la
Ínsula Firme.

80.
BRISENA (BRI – SEN – A) Esposa del rey
Lisuarte y madre de Oriana. Es hija del rey de Dinamarca.
(I.III)

81.

BRISTOYA (BRI – STOY – A) Ciudad y ducado
del duque de Bristoya. (I. XVI) Tenemos aquí la oportunidad
de rememorar la filosofía de los estóicos, ya que la raíz/etimón
-STOY – evoca la escuela filosófica fundada por ZENON
(ZEN – ON), donde el gr. ZEN – “vital”, “existencial”. Es
Zenón de Citium, alrededor de los años 300 a.C., en Stoa
Poikile, “el pórtico de las pinturas” de Atena. Su ética tiene
mucho que ver con la ética de El Amadís: el “sabio” tiene que
conducirse por el logos, la “justa medida”, debe ahuyentar a

114

las pasiones, tanto eróticas como políticas, o afectivas, y
mostrarse así inamovible frente a las vicisitudes del destino
personal. Los nombres de sus representantes son
espectaculares para un mini-diccionario onomástico como
este: CHRYSIPPOS (KHRIS – IPPOS) (Caballo Dorado),
CLEANTE (CLE – ANTE) de Assos (el estoicismo antiguo),
PANAITOS (PAN – A – ITOS) de Rhodos (RHOD – OS), y
en Roma, POSEIDONIOS (POS – EID - ON – IOS),
SENECA (SEN - E – CA), EPICTETO (E – PIC – TET OS), MARC Aurelio. (El etimón MARC es palabra
indoeuropea y significa tanto “caballo”como “león”. Saber
este dato filológico la relación de San Marcos (MARC –OS)
de Venecia y el León, ya no es casual)

82.
BRISTOYA (BRI – STOY – A) Duque de. Tiene
prisionera a una doncella. Por este motivo AGRAJES (A –
GRAJ – ES) y GALVANES (GAL – VAN – ES) luchan
contra él y contra sus hombres y los vencen. (I.XVI). Este
radical GRAJ, también significa “caballo”. (Ver el
gitano/Romaní GRAS, con el mismo significado).

83.
BROCADAN (BRO - CAD - AN) Consejero del
rey Lisuarte. Ya había servido como caballero del rey
FALANGRIS (FAL – AN – GRIS), hermano de Lisuarte.
(II.XIX)

84.
BRONDAJEL (BRON – DA - JEL) de Roca.
Mayordomo mayor del Emperador de Roma. Forma parte de
la delegación que tiene que pedir la mano de Oriana para El
Patin (PAT- IN). (III.X) Había herido con una flecha en una
pierna a CENDIL (CEND – IL) de GANOTA (GAN - OTA),
caballero de Lisuarte, cuando iba de caza. (III.XVII)

85.
BRONTAJAN (BRON – TAJ – AN) DANFANIA
(DAN – FAN – IA) Caballero valiente del ejercito del rey
Arábigo que, junto con ARGOMADES (ARG - O - MAD –
ES) de la Ínsula Profunda, lucha contra Lisuarte y sus
hombres y los pone en fuga. Sus armas heráldicas son
coloradas con veros de oro. Cuando los caballeros de Lisuarte
lanzan una contraofensiva, es muerto por el Caballero del
Yelmo Dorado, (Amadís). (III.VI)

86.
BRUNEO (BRUN – EO) de Bonamar. Hijo de
VALLADOS (VALL – A – DOS), marques de Troque y
hermano de BRANFIL (BRAN – FIL) (II.I) Se presenta junto
con su hermano para luchar en el ejercito del rey Lisuarte.

115

(II.XIV) Amadís lo encuentra moribundo (III.XIII) Amadís le
otorga a su hermana MELICIA (ME – LIC – I - A) y el reino
del rey Arábigo; Bruneo traspasa el marquesado de Troque a
su hermano Branfil, (IV.XXXIX). Junto con Branfil y
Angriote de Estravaus auxilia a la reina de Dacia. (IV.XLI).
Se casa con Melicia. (IV.XLIV) Marcha a conquistar nuevas
tierras, al lado de otros caballeros. (IV.XLV)

87.
Caballero Griego. Nombre que toma Amadís
cuando va a la Gran Britania, llevando a GRASINDA (GRAS
– INDA). (III.XVI). Con ese apelativo tiene varias aventuras.

88.

Caballero de la Puente. Caballero que impide que
los caballeros de Lisuarte puedan pasar por un puente. Es
muerto por Amadís. (I.XVII)

89.
Caballero de la Floresta. Caballero que impide el
paso por un bosque a cualquier otro caballero que no haya
justado con el. Derriba a AGRAJES (A – GRAJ –ES), a don
GALAOR (GAL – A – OR) y a Amadís. Es don
FLORESTAN (FLOR – E – STAN), hermano de don Galaor
y de Amadís. (I.XL-XLI) La partícula final –STAN del
nombre de Florestan es el famoso término que designa, en
persa, al jardín. Hay dos bellos libros del poeta medieval persa
SAADI (Siglo XII [1175-1291 d.C.]) – El Jardín de Rosas –
GULISTAN (GUL – I – STAN) y el Jardín de Frutos –
BUSTAN( BU – STAN).

90.
Caballero el Enano. Nombre de Amadís. Durante
sus aventuras en la Alemania, llevaba ese nombre, como
también el de Caballero de la Verde Espada. Siempre llevaba
al Enano consigo (¡!) (III.VIII)

91.

Caballero de la Verde Espada. Es el nombre con el
cual Amadís tiene sus aventuras en la Alemania, junto con
otro, El Caballero del Enano. (III.VIII)

92.
CALIFAN (CAL – IF – AN) Villa importante en el
señorío de Sansueña, (IV.XXVII). Don Bruneo y su sequito
son atacados por los sansones (sajones), antes de llegar a la
villa de Califan, y son vencidos por estos (IV.LI)

93.

CALZADA, Castillo de la. Véase Castillo e la

Calzada.

116

94.

CANONIA, rey de. Abuelo materno de un escudero
anciano que llega a la corte del rey Lisuarte en busca de la
iniciación como caballero, y presenta una espada encantada
para hacer una prueba – desafío para los amantes leales.
(II.XIII)

95.
CARDUEL (CARD – U – EL). Caballero del
bando del rey Lisuarte, que lucha y es derribado por don
Florestan. (III.VII)

96.
CARSANTE (CARS – ANTE), Castillo de.
Castillo de BALAIS (BAL – AIS) de Carsante. Allí se
hospedan Amadís y Galaor, después de haber combatido entre
si, sin conocerse. (I.XXII)

97.
CARTADAQUE (CAR – TAD – AQUE) El
nombre no es formado por “carta -” – como se explica y se
supone de modo folclórico, pues trae una carta desafío de
Famongomadán, que tiene que ser leída frente a todos en la
corte del rey Lisuarte: – está formado por el etimón CAR,
fráncico de “piedra”, [Véase CARNAC, (CAR-NAC), famosa
localidad de Francia donde se encuentran antiguos
monumentos megalíticos, 2.500 menhires, dólmenes,
alineaciones de piedras, y túmulos, entre los cuales el más
grande, Mont Saint-Michel] y la base TAD – “el que alaba” ,
en hebreo, (El mismo de Tadeo) y la terminación “– aque”,
típica de los nombres de gigantes) - CAR – TAD - AQUE
de la Montaña Defendida. Gigante, sobrino de
Famongomadan, gigante el Lago Ferviente. Ambos ayudan al
rey CILDADAN (CIL – DA - DAN) en su batalla contra
Lisuarte. (II.X). Lucha con don Galaor y es vencido y muerto
por éste. ( II.XV) El nombre femenino CARMEN (CAR –
MEN) se cree que proviene del nombre del Monte Carmelo
(hoy Djebel Karmel) una sierra de montañas que baja hasta el
Mediterráneo, habitada desde el neolítico. En hebreo Karmel
es “jardín” y en árabe karm es “viña”, “viñedo”. Sin embargo
la base/etimón de CARMEN es el término ibérico CAR –
“piedra”, reduplicado por MEN, que también significa
“piedra”. (Véase dolmen, [DOL-MEN], menhir [MEN-HIR]),
it. Carrara,{mármol de Carrara} rum. cariera – explotación
de minerales, y francés Carrière de pierre erróneamente
relacionado con y derivado del lat. quadrus, o del latín vulgar
quadraria –es decir lugar donde se extraen y “cuadran” las
piedras) La base KAR, KER, HER (como en el gr. herma –

117

“piedra”) es un etimón arcaico europeo, - el galés carreg –
‘piedra’ lo confirma - y designa a la piedra y a su dureza.

98.
Castillo del Gran Rosal. Castillo en el que el rey
Cildadan de Irlanda, encuentra sitiada a la infanta CELINDA
(CE – LIND - A) (III.IV)

99.
Castillo de la Calzada. Castillo donde Amadís
vence a unos caballeros (IV.XLVI). En este lugar, Amadís
arma caballero a su hermano, don Galaor, en presencia de
Urganda La Desconocida. (IV.XLIX)

100.

CELINDA (CE – LIND - A) Infanta. Hija del rey
HEGIDO (HE – GID – O). El rey Cildadan la había
encontrado en su Castillo del Gran Rosal, cercada por Antifon
El Bravo; la salva y tiene de ella un hijo llamado
NORANDEL (NOR – AN – DEL). (III.IV)
El radical NOR proviene del árabe NUR – “luz”, presente
también en el neogriego nouri – “brillo”, “resplandor”.

101.
CENDIL (CEND – IL) de GANOTA (GAN –
OTA). Prudente caballero, leal al rey Lisuarte. Es el
embajador que declara la guerra a Amadís, de parte de
Lisuarte (III.I), (III.V). Sufre de una herida que le hizo
BRONDAJEL (BRON – DA – JEL) de Roca, (III.XVII). Es
uno de los guerreros de Lisuarte.(IV.XXV y LII )

102.

CILDADAN (CIL – DA - DAN). Rey de Irlanda,
casado con una hija del rey Abies (”abies” – el nombre
científico, en latín, del pino – Abies Pectinata). Tiene una
batalla con el rey Lisuarte, a causa de unos tributos. (II.X) Es
herido en combate por Beltenebros, y dejado por muerto.
(II.XV). Le cura sus heridas Urganda La Desconocida
(II.XVI). Lucha en el ejército de Lisuarte, contra Amadís.
(IV.XXV)

103. CLARA, Condado de. Véase Condado de Clara.
104.
Condado de Clara. Condado separado del condado
de Gresca - (del antiguo catalán greesca – “bulla”, “algazara”,
“riña”, “pendencia”) - por la Floresta de BRANANDA
(BRAN - ANDA). (I.IX) El rey Lisuarte se lo había dado a
TELOIS (TEL – O - IS) El Flamenco. (I.XV). (La partícula
TEL, raíz, etimón, base de TELOIS, proviene del gr.
TELEOS - “meta”, “fin”, “intención”, “objetivo”, “diana”)

118

105.

CORIAN (COR – I – AN). Hijo de GANDANDEL
(GAN – DAN – DEL), el consejero de Lisuarte. Lucha contra
Angriote de Estravaus y es vencido. (II.XXI) El etimón COR
es el “cor” (cordis) latino – “corazón”. Se puede confundir con
el término COR – “cuerno”, que aparece en la Chanson de
Roland, s. XII, cuya significación es “cuerno de marfil, hueso
de olifante”, esta última palabra siendo una forma alterada de
elefante.

106.
CORISANDA (COR – IS – ANDA) Dueña que
retiene a don Florestan en la Ínsula de GRAVISANDA (GRA
- VIS - ANDA) y le induce a justar con todos los caballeros
que llegan al castillo (I.XLI). Sale en busca de don Florestan y
se encuentra con Beltenebros (Amadís). El etimón/base o
raíz/etimón COR - distinto del anterior COR, del nombre
CORIAN - proviene del griego arcaico KORE –
“muchacha”, “virgen”, el nombre de Persefone en los
Misterios de Eleusis. Es un elemento arcaico y el propio
nombre de Persefona, la hija de Zeus y Demeter. Hay un
derivado diminutival o hipocorístico Korinna –
“muchachita”, muy frecuente hoy, en alemán, francés,
italiano, húngaro, etc.

107.

CONSTANCIO (CON – STANC – I – O).
Hermano de Brondajel de Roca. Caballero del emperador de
Roma, derribado en la batalla por Amadís. (IV.XXIX) La base
STANC posee el sentido de “peña”, “piedra”.

108.
DACIA (DAC – I – A), reina de. Esposa el rey de
Dacia. Su yerno, el duque de Suecia, mata al rey y apresa a sus
dos hijos, usurpándole el reino. Ella va a la corte de Lisuarte a
pedir ayuda. Angriote de Estravaus, Bruneo de Bonamar y
Granfil le prestan ayuda. (IV.XL-XLI).

109.
DAGANEL (DAG – AN – EL) Castillo de
Arcalaus El Encantador, donde este quiere encerrar al rey
Lisuarte. (I.XXXIV) DAG es la personificación del día, del
Sol, en la mitología escandinava, hijo de DELLING (DELL –
ING), el héroe cuyo carro es tirado por el caballo SKINFAXI
(SKIN- FAX - I). En la mitología de los antiguos eslavos del
este, DAGBOG (DAG – BOG) es el dios del Día o del Sol,
enemigo e las tinieblas y del frió, que recompensa al virtuoso
y castiga al perverso. Sus descendientes eran las estrellas,
fruto e sus amores con la Luna. BOG es uno de los nombres

119

de Dios en la tabla redonda de los setenta-y-dos nombres de
Dios, de Athanasius Kircher.

110.
DANDALES (DAND – A – LES) de SADOCA
(SA - DOC – A) Caballero de don GALVANES (GAL –
VAN – ES) en la lucha que este entablo contra el rey
LISUARTE (LIS – U – ARTE). (III.V)

111.
DANDASIDO (DAN – DAS – IDO) El etimón/raíz
DAN es el nombre arcaico de dos reyes legendarios de
Dinamarca, uno de ellos, antepasado del pueblo danés, y el
otro del pueblo ingles. DANDASIDO es el hijo del Gigante
Viejo. Participa en la toma e MONGAZA (MON -GAZ - A).
Es hecho prisionero, por el conde Latine, (ver Pág. 523,
Amadís de Gaula, edición conmemorativa y centenario, Edit.
Espasa, Madrid, 2008), pero se libera por sus propios medios,
e interviene en la lucha. (III.II)

112.
DANEL (DAN – EL) Caballero de los ejércitos
del rey CILDADAN (CIL – DA – DAN) Es derribado por
don FLORESTAN (FLOR – E – STAN) y su caballo es
entregado a PALOMIR (PAL – O – MIR) (II.XV)

113.

DARASION (DAR - AS – I – ON) Hijo de
ABISEOS ( A – BIS – EOS), rey usurpador de SOBRADISA
(SO – BRAD – ISA), (I.XI) Lucha con Amadís y es vencido y
muerto. (I.XLII).

114.
DARDAN (DAR – DAN) El Soberbio. Caballero
que obliga a Amadís a prometer que justara con el, a cambio
de decirle su nombre. (¡!). Lucha con Amadís y es vencido.
Da muerte a su amiga y luego se suicida. (I.XIV) El rey
Lisuarte hace enterrar su cadáver junto con el de su amiga,
con una lapida donde se explicaba su muerte. (I.XV) Su
nombre DAR –DAN – “regalo-regalo” es una reduplicación
tipo CAR –MEN (piedra- piedra) – (Véase el gr. DORA, el
sánscrito DANA, el nombre del estrecho DARDANELLE, del
nombre del héroe de la mitología griega DÁRDANOS (DAR
– DAN - OS) que también fundó DARDANIA, etc. DAR es
un término arcaico presente también entre los eslavos, bajo la
forma DARU – “donación”, “dádiva”, como el rum. DARNIC
– “generoso”, “dadivoso”, y DANIE – “limosna”, “dádiva
caritativa”, ”oblada”.

120

115.

DARIOLETA (DAR – I – OL – ETA) Doncella de
confianza de ELISENA ( E – LIS – ENA). Hace de
intermediaria entre esta y PERION (PER – I – ON), cuando
este se encuentra en el palacio del rey GARINTER (GAR - IN
– TER) (I. Introd.). Acompaña a ELISENA ( E – LIS – ENA)
a los aposentos de Perion (I.I) Asiste a Elisena en el parto,
como comadrona y le aconseja que abandone al hijo (Amadís)
en el mar. (I.II) Ella y su marido son nombrados gobernadores
de la Pequeña Bretania, y su hijo es muerto por el gigante
BALAN (BAL – AN) Acude a Amadís en busca de ayuda.
(IV. XLVI)

116.
DINADAUS ( DIN – AD –AUS) Uno de los
primeros caballeros que encuentra el rey Lisuarte, después de
haber sido liberado por GALAOR (GAL- A – OR). (I.
XXXVIII) La terminación –AUS es la misma de ARC - AL –
AUS.

117.

DINARDA (DIN – ARD – A) El etimón/raíz ARD
es el mismo de el Enano ARDIAN (ARD – I – AN) y la
partícula formativa inicial DIN es un elemento familiar en los
antropónimos antiguos del ciclo artúrico. Significa “hijo”, en
árabe. Hija de ARDAN (ARD – AN) Canileo El Dudado. Va
a la corte de Lisuarte para negociar las condiciones de un
combate entre Ardan Canileo y Amadís. (II. XVIII)

118.
Doncel del Mar. Nombre con el que se le conoce a
Amadís, hasta descubrirse el nombre verdadero, por haber
sido hallado abandonado (expósito) en las olas del mar.

119.
Doncella de la Ínsula No Fallada. (no hallada) Es
el apelativo de Urganda La Desconocida. Envía unas armas
nuevas al rey Perion, a Florestan y a Amadís. (III.VI)

120.
Doncella Encantadora, La. Doncella que es
despeñada por su amante. (IV.XLIX)
121.
DRAGONIS (DRA – GON – IS) Caballero de la
corte de Lisuarte y primo de Amadís. Participa en la prueba de
la espada verde, prueba que Beltenebros (Amadís) supera.
(II.XIV) Participa en la lucha contra el rey Cildadan, (II.XV).
Interviene en la batalla contra don GALVANES (GAL –
VAN – ES) (III.V) En compañía de ENIL, (E - NIL), sale en
busca de Amadís. Amadís dispone que se case con Estrelleta.

121

(IV. XLIII). El etimón GON es el mismo del nombre
ARAGON (ARA – GON).

122.
DRAMIS (DRA – MIS). El nombre tiene la misma
terminación antroponímica del mosquetero ARAMIS (ARA –
MIS). Aquí, el etimón ARA es el mismo ARA de ARAGON
(ARA – GON). Dramis es hijo de ABISEOS (A – BIS –
EOS), usurpador del reino de SOBRADISA (SO – BRAD –
ISA). (I.XI) Lucha con Amadís y es vencido y muerto.
(I.XLII)

123.
Dueña de la Guirnalda, La. Hija de GARINTER
(GAR - IN – TER) rey de la Pequeña Bretaña; esposa de
LANGUINES (LAN – GUIN – ES), rey de Escocia, y madre
de AGRAJES (A – GRAJ – ES) y MABILIA (MAB – IL –
IA). Es así llamada porque su marido no consentía que
cubriera sus cabellos sino con una florida guirnalda. (I.
Introd.) El radical/base GUIN de LAN – GUIN - ES, es el
mismo GWIN, nombre de los enanos herreros de la mitología
escandinava, dueños de los secretos del bosque, de los tesoros,
custodios de los metales preciosos y alquimistas. Presentes en
la mitología de Britania bajo el nombre de gwin (sing.), son
los duendes, gnomos, dáctilos, (los djin árabes, o los rakshas
en la India, los blajenoi en el mundo eslavo, etc.). En el
MABINOGION, GWYN y GWYTHUR combaten hasta el fin
de los tiempos, en mayo, por la mano de CREIDDYLAD, hija
de LLYR, (Cordelia, hija del rey Lear)
He aquí el mismo
etimón GWYN, de GUENEVER (GUEN –E – VER) o
GUINEVERE (GUIN – E – VERE) , la reina Ginebra del
ciclo artúrico, envuelta en el episodio mágico de la sustitución
de su esposo, GERLOIS (GER - LOIS), duque de
TINTADIEL (TIN – TA – DIEL) con Uther Pendragon . En
ello ha metido la mano MERLIN (MERL – IN). El nombre
de la madre de Arturo es IGERNE (I – GERN – E) , anagrama
fonético de la palabra sagrada “Energy”. En su forma
YGRENE es palíndromo de ENERGY (E –N –E –R –G –Y).
De la unión matrimonial de YGRENE / IGERNE con Uther
Pendragón nace Arturo, que sucede al trono a su padre, Uther.

124. Duque de Basilea, de. Véase BASILEA, duque de.
125.
DURIN (DUR – IN) Doncel, hermano de la
doncella de Dinamarca. Oriana le envía a llevar una carta a
Amadís. La carta va a provocar el retiro y penitencia de
Amadís. (II.I) Vuelve a Londres para dar cuentas a Oriana e
su gestión como mensajero. (II.VI) El radical/base DUR

122

aparece con el mismo sentido en el nombre de la espada
DURANDAL (DUR – AN – DAL) la espada de Rolando. La
espada de Sigfrido tiene por nombre BALMUNGA (BAL –
MUNG – A). No sólo el objeto mágico sino su mismo nombre
secreto y ritual es lo que ODIN (O – DIN) diera a su padre,
Sigmundo. El nombre de los objetos mágicos y de los caballos
no son simples atributos o adjetivos. Sin embargo hay algunas
espadas que carecen de un nombre flamígero: La Tizona del
Cid, la Joyosa de Charlemagne, y otras más, que no recuerdo .
. . ¡Ah! Sí: La Azoth del Doctor Paracelso.

126.

ELIAN (ELI – AN) El Lozano. Caballero que
lucha en el grupo de don GALVANES (GAL – VAN – ES).
Cae prisionero en manos del rey LISUARTE. (III.V) Viaja a
la Ínsula Firme a pedir consejos de Florestan y Agrajes
(III.XVI). Combate en el ejército del rey Perion (IV.XXVI).
ELI es un radical/base de ecos bíblicos y relacionado con la
palabra aramea ELI, apelativo de Dios y presente en el
nombre de ELISABAD (ELI – SAB – AD). No obstante, es
ausente cuando la grafía del nombre es HELISABAD (HEL –
IS – AB – AD), para dejar al etimón HEL del gr. HELIOS, e
incluso cambia en la morfología. La base aramea AB es el
abba – “padre”, presente en el nombre BARRABAS (BAR –
AB – AS), “Hijo y padre”.

127.
ELISABAT (ELI – SABAT) El trazado bíblico del
nombre facilita su lectura morfológica. Sin embargo, estamos
frente a uno de los personajes mas interesantes y misteriosos
de El Amadís. Es el Hombre- Medicina, El Curador de Llagas,
Maestro de curar llagas. Elisabat, cura las heridas recibidas
por Amadís en el combate con BRANDASIDEL (BRAN –
DAS – I – DEL) (III.X). Recuerden que BRAD es un termino
céltico para el bosque sagrado, del cual – decían los druidas no se puede cortar ningún árbol. Llega Elisabat con
quinientos hombres de GRASINDA (GRAS – INDA), en
socorro de Amadís. (IV.XXIV)

128.
ELISENA (ELI – SEN – A). Hija del rey
GARINTER (GAR – INT – ER) y esposa del rey Perion de
Gaula, madre de Amadís. (I. Introd.) Otorga a ANGRIOTE
(AN – GRI – OTE) y sus compañeros que vayan en auxilio de
la reina de DACIA (DAC – IA). (IV.XL)

129.

ELISEO (ELI – SEO). Hermano de LANDIN
(LAN- DIN) -“Hijo (din) de LAN” – Es herido gravemente

123

por GALIFON (GAL – I – FON), perverso caballero.
(IV.XLVIII)

130.
ELVIDA (EL – VID – A) Infanta que se somete,
junto con otras dueñas y doncellas, a la prueba de la guirnalda
encantada. (II.XIV)

131.
ENDRIAGO (EN – DRI – A - GO). Monstruo que
habita en la Ínsula del Diablo. Hijo del Gigante
BANDAGUIDO (BAND – A - GUID – O) y su hija
BANDAGUIDA (BAND – A – GUID – A). Es muerto por El
Caballero de la Verde Espada (Amadís). (III.XI)

132.

ENIL (E – NIL). Sobrino de GANDALES (GAND
– AL – ES). Va al Castillo de su tío con la Doncella de
Dinamarca para inquirir noticias de Amadís para Oriana
(II.VI). Es armado caballero por Amadís y toma parte en la
batalla de los Gigantes. (II.XV). Requiere de la presencia de
ARQUISIL (AR - QUIS – IL) en la Ínsula Firme, de parte
de Amadís (XXV).

133.

Ermita Redonda. Lugar donde descansa don
Florestan, a su paso por la corte del rey Lisuarte. (III.XIV)

134.

ESCLAVOR (E – SCLAV – OR). Sobrino de
Arcalaus El Encantador. Va a observar el lugar donde el rey
Lisuarte establece su campamento. (IV.XXXIV)

135.

ESPLANDIÁN (E – SPLAND – IAN). Hijo de
Amadís y Oriana. Es amamantado por una leona en casa de
NASCIANO (NASC – I – ANO), el ermitaño, el cual lo
encomienda después a SARGIL (SAR – GIL), que lo cuidará
hasta la edad de doce años. (III.IV). Es hallado casualmente
por el rey Lisuarte y sus caballeros. Va a la corte, con el rey.
(III.IX). Es llevado por Nasciano al real de Amadís (IV.XXII).
Es armado caballero en la nave mágica de Urganda La
Desconocida (IV.LII)

136.
ESTRELLETA. Infanta, hermana de ELVIDA (EL
– VID – A); participa, junto con otras dueñas y doncellas, en
la prueba de la guirnalda encantada (II.XIV) Se casa con
DRAGONIS (DRA - GON –IS), primo de Amadís. (IV.XLIV)

137.

FALANGRIS (FAL – AN - GRIS) Rey de la Gran
Bretaña, que muere sin sucesión y deja heredero del reino a
su hermano Lisuarte, padre de Oriana.(I.III)
124

138.

FAMONGOMADAN (FAM – ON – GO - MAD –
AN); Gigante del Lago Ferviente. Uno de los gigantes que
desafía al rey Lisuarte. (II.XI). Se guía por el consejo de un
ídolo, que tiene en el Lago Ferviente, al cual obedece y ofrece
la sangre de las doncellas que previamente, degolla.
Beltenebros (Amadís) lo vence y lo mata. (II.XIII) En su
nombre se encuentra el mismo etimón MAD del nombre de
Amadís (A –MAD – IS).

139.
FELIPANOS (FEL – I – PAN – OS); Rey de
Judea; regala a APOLIDON (A – POL - I – DON), emperador
de Constantinopla, doce coronas, en una de las cuales está
engarzada la piedra de un anillo que Leonoreta regala a
Amadís. (III.XII)

140.
FENUSA (FEN –USA); Villa de la Gran Bretaña,
donde se encuentran Oriana y Briolanja con el rey Lisuarte y
la reina BRISENA (BRI – SEN - A). (II.XV)

141.
FILENO (FIL – ENO); Pariente de don BRIAN
(BRI –AN). Caudillo de unos caballeros españoles que luchan
contra el rey Lisuarte, en ayuda de Amadís. (IV.XXX)

142.

FILISPINEL (FIL – IS –PIN – EL); caballero,
criado del rey Lisuarte. Junto con LANDIN (LAN – DIN),
desafía a los gigantes que han desafiado a Lisuarte. (II.XI)
Va como embajador al rey GASQUILAN (GAS – QUIL –
AN) de Suesa para solicitarle ir con sus hombres en ayuda de
Lisuarte. (IV.XV) Regresa con noticias favorables. (IV.XXIII)
Va con otros caballeros en ayuda de Lisuarte, que ha sido
desarmado en la batalla. (IV.XXXV)

143.
FINETOR (FIN – E – TOR); Gran mago y sabio,
natural de Argos, en Grecia; padre de la Doncella
Encantadora. (IV.XLIX) También es llamado FINITOR (FIN
- I – TOR), “. . . que assí como ella no tuvieron par en las
artes de nigromancia y mágica” (SE, 6).

144.

FENUSA (FEN – USA) Villa de la Gran Bretaña
(AmG I,58; SE, 88)

145.
FLAMINET (FLA – MIN – ET); Hermano
bastardo de la reina SARDAMIRA (SAR – DA - MIR - A);
Lucha con Amadís y es vencido y muerto por este. (IV.XXIX)
La partícula SAR – “grande”, “alto”, “elevado”, que entra en
125

la composición de su nombre, es un término persa que se
aplica a las personas principales, equivalente al británico SIR.

146.
Floresta de ANGADUZA (AN – GAD – UZA);
Bosque en el que Amadís y don Galaor combaten entre si,
engañados por una sobrina de Arcalaus El Encantador.
(I.XXII)

147.
Floresta de la Laguna Negra; Lugar recordado en
una de las narraciones de Arcalaus el Encantador, cuando se
presenta frente a Galaor y NORANDEL (NOR – AN – DEL),
con un nombre fictivo. (III.VII)

148.

Floresta Malaventurada. Bosque donde Amadís y
Galaor son hechos prisioneros a traición. (I.XXXIII)

149.
FLORESTAN (FLOR – E- STAN); Hijo del rey
Perion y de la hija del conde de SELANDIA (SE – LAND –
IA). Es armado caballero por este. (NOR – AN – DEL).
Combate con Galaor. (I.XLII) Junto con Agrajes y Galaor va
en busca de Amadís, cuando este se retira a Peña Pobre. (II.V)
Vence a GRADAMOR (GRAD – AMOR), uno de los
caballeros romanos que forma parte de la embajada del
emperador de Roma, a Lisuarte. (III.XIV) Mata a FLOYAN
(FLOY – AN) en la batalla (IV.XXX) Se casa con Sardamira,
reina de Cerdeña y amada del emperador de Roma.
(IV.XXXIX)

150.
FLOYAN (FLOY – AN); Fue muerto por el rey
ARTUR (ART - UR) a las puertas de Paris. (I.I)
151.
FLOYAN (FLOY – AN); Hermano del príncipe
SALUSTANQUIDIO (SAL – U – STAN – QUID – IO).
Manda un ala del ejercito del emperador de Roma, compuesto
por dos mil quinientos hombres, en la batalla contra Amadís.
Es muerto por Florestan. (IV.XXX) Su cuerpo es llevado a un
monasterio, junto con el del emperador de Roma. (IV.XXXI)

152.
Fuente de las Siete Hayas. Lugar donde el rey
Lisuarte establece el campamento durante una cacería. Allí ve
el rey por primera vez a ESPLANDIÁN (E – SPLAND –
IAN), hijo de Amadís. Esplandián vivía con el ermitaño
NASCIANO (NASC – I – ANO). (III.IX)

153.
Fuente de la Vega. Lugar donde Amadís encuentra
al ermitaño de la Peña Pobre y abandona sus armas, antes de
126

empezar su retiro y penitencia. (II.V) Las armas son
encontradas en el mismo sitio por don GUILAN (GUI – LAN)
el Cuidador. II.VII)

154.
Fuente de los Tres Caños. Lugar donde se dieron
cita ENIL (E - NIL) y Amadís, durante la penitencia de éste
en Peña Pobre. Allí libera Amadís a los caballeros que
Famongomadan llevaba prisioneros en una carreta. (II.XII).
La geografía de estas florestas, peñas y jardines es de
naturaleza metafórica: tales sitios se encuentran en el cuerpo
humano y cada uno de los puntos de la historia ejemplar
coincide con alguna de las funciones de lugares-elementos en
la anatomía y fisiología somática. La Fuente de los Tres
Caños se refiere a la separación de la traquea en las dos ramas
pulmonares, una verdadera fuente de aire y energía para los
humanos.

155.
Fuente de los Tres Olmos. Lugar donde un
caballero tiene apresadas a tres doncellas, luego salvadas por
don Florestan. (I.XLIII)
Para identificar con
precisión en la geografía somática del cuerpo los lugares
metafóricos de la historia, hay que estudiar medicina. El lector
debe comprender que es necesario un conocimiento muy
profundo de la anatomía y fisiología humana. Por ejemplo,
¿Sabes qué es la tricúspide?

156.
FURIÓN (FUR- ION) En las Sergas, Furión el
gigante, es el hijo de Arcabona, muerto por Esplandián (SE,
6). Su nombre proviene del lat. furia - “delirio furioso”,
“violencia”.

157.

Fusta de la Gran Serpiente. La Nave de Urganda
La Desconocida, con su dragón flamígero, muy lejos de ser
una simple talla de madera en forma de mascaron de proa,
como el de un barco vikingo. (IV.XLII)

158.

GADANCURIEL (GAD – AN – CUR – I – EL);
aun separado en dos – Madan Curiel es un nombre compacto
y contiene la base MAD, presente tanto en MADANFABUL
(MAD – AN – FA – BUL) como en AMADÍS (A – MAD –
IS). Unos son locos y otros cuerdos, en este teatro de
fantasmagorías simbólicas. Es curioso recordar aquí el termino
italiano matto para designar al loco. T = D en la tabla de
variaciones fonéticas del código universal de las lenguas
naturales. Albert Dauzat cita la palabra mattoîde, usada por
Lombroso (según Le Temps, 9 de oct. 1914) del it. Matto –

127

“loco” – fou, y del gr. eidés – “apariencia”, “aspecto”. (Cfr.
ob. cit., pág. 464) Sin embargo en el nombre Matto Grosso,
de Brasil, altiplano situado entre los ríos Paraná y Paraguay, la
palabra matto no es la misma que matto del italiano, sino un
indigenismo tupí - guaraní que define a los lagartos de gran
tamaño.

159.

GAJASTA (GAJ – ASTA); duquesa de. Hermana
del emperador de Constantinopla y madre de GASTILES
(GAST – IL – ES). (III.XII)

160.
GALAIN (GAL – A – IN); Duque de Normanda.
Es derribado en combate por Amadís. (I.VIII)
161.
GALAOR (GAL – A – OR); Hijo de Perion de
Gaula y Elisena, y hermano de Amadís. Cuando niño, es
raptado por el gigante GANDALAC (GAND – A – LAC) para
que se cumpla el oráculo, según el cual Galaor ha de restituir
a Gandalac las tierras que le había usurpado ALDABAN (AL
– DAB – AN). (I. III) Vive con un ermitaño, que se encarga
de cuidarlo hasta los doce años. (I.V) Es armado caballero por
su hermano Amadís, sin conocerse. Urganda La Desconocida
le regala una espada encantada. (I.XI) Lucha contra Amadís,
engañados ambos, por una doncella, pero al final se
reconocen. (I.XXII) Libera al rey Lisuarte, que era llevado
prisionero. (I.XXXVI) Va con Florestan y Agrajes en busca
de Amadís, cuando éste se retira a Peña Pobre. (II.V) Cae
como muerto por el cansancio y las heridas, en la batalla
contra los gigantes. Unas doncellas se lo llevan para cuidarle
las heridas, con el permiso de Amadís. (II.XV) Urganda la
Desconocida le cura las heridas. (II.XVI) Está enfermo en
Gaula, en casa de Perion, cuando éste se prepara a luchar con
Lisuarte. (IV.XX)

162.
GALDAN (GAL – DAN); Uno de los primeros
caballeros que encuentra el rey Lisuarte, después de haber sido
liberado por don Galaor. (I. XXXVIII)

163.
GALDAR (GAL – DAR) de RASCUIL (RAS - CU
– IL); Emisario del rey Lisuarte que va a la corte de
LANGUINES (LAN – GUIN – ES) acompañado por una
escolta, para recoger a Oriana y a Mabilia. (I.VIII)

164.
GALDENDAS (GAL – DEN – DAS); Castillo
relacionado con una traición de la cual son objeto Amadís y
Galaor. ( I. XXXIII)
128

165.

GALEOTE (GAL – E – OTE) de Escocia; Hijo del
gigante BRAVOR (BRA- VOR), y nieto de (BAL – AN).
(IV.XLVIII)

166.
Galeote El Brun (Gallehaut Le Brun); Hijo de
BRAVOR (BRA – VOR) El Brun, descendiente del gigante
BALAN (BAL – AN). (IV.XLIII)

167.
168.

GALFAN (GAL – FAN); Villa de Gaula. (I.VIII)

GALIFON (GAL – I – FON); Caballero muy
poderoso que tiene sojuzgadas unas tierras fértiles. Hiere de
gravedad a ELISEO (ELI – SEO); Junto con dos hermanos
suyos lucha contra LANDIN (LAN – DIN) y GRASANDOR
(GRAS – AN – DOR) pero es vencido. (IV.XLVIII)

169.

GALISEO (GAL – I – SEO); Caballero del rey
Lisuarte. (III.XII)

170.

GALPANO (GAL – PAN – O); Caballero que
había forzado a una doncella. Es vencido y muerto por
Amadís. (I.VI)

171.

GALTARES (GAL – TAR – ES); véase Peña de

Galtares.

172.
GALTINES (GAL – TIN – ES); Conde, primo del
rey TAFINOR (TAF – I – NOR) de Bohemia; acompaña a
Amadís, cuando este se encuentra en casa de Tafinor
(III.VIII). Va en ayuda de Amadís con mil quinientos
caballeros del rey de Bohemia. (IV. XXIV)

173.
GALUMBA (GAL – UMBA); dueña y criada del
rey de SOBRADISA (SO – BRAD – ISA). En su castillo
descansan Amadís y Agrajes, cuando se dirigen a restituir en
su trono a BRIOLANJA (BRI – O – LAN - JA). (I.XLII)

174.
GALVANES (GAL – VAN – ES) sin Tierra; Es
llamado así porque su única heredad es un pobre castillo. Tío
de Agrajes y hermano del rey LANGUINES (LAN – GUIN –
ES) de Escocia. (I.X) Se encuentra con Agrajes y se dirigen
ambos a la corte del rey Lisuarte (I.XVI) Se niega a tomar
parte en la acción de armas que Lisuarte se propone
emprender contra Amadís. IV.XXIII)

129

175.

GANDALAC (GAND – A- LAC) de Leonis (LE –
ON – IS); Gigante bueno, señor de la Peña de GALTARES
(GAL - TAR – ES), Rapta a Galaor, de niño, y lo entrega a un
ermitaño para cuidarlo hasta que sea mayor, con el fin de
hacer cumplir la profecía de una doncella, que afirmaba que el
va a vencer al gigante ALDABAN (AL- DAB - AN), que le
ha usurpado la Peña. (I.III) Junto con sus hijos, mata al
gigante ALVADANZOR (AL – VAD – AN – ZOR), en la
lucha de los hombres de Lisuarte contra los hombres de
CILDADAN (CIL – DA – DAN). (II.XV)

176.

GANDALES (GAND – AL – ES); Caballero de
Escocia que encuentra el arca en que es abandonado Amadís
en el mar. (I.I) Va en ayuda de Amadís, con mil quinientos
caballeros del rey Languines de Escocia. (IV.XXIV)

177.

GANDALIN (GAND – A – LIN); Hermano de
leche de Amadís. Hijo del caballero GANDALES (GAND –
AL -ES), que encuentra a Amadís en el alta mar y lo cría junto
con los suyos. (I.II) Es tomado como escudero por Amadís,
cuando el héroe de la historia emprende sus primeras
aventuras como caballero (I.IV) Corta la cabeza a la gigante
ANDANDONA (AND – AND – ONA), por orden de Amadís.
(III.VI) Llega a la corte del rey Perion de Gaula con una
embajada de Amadís. (IV.XXVIII) Va en ayuda de una dueña
del reino de Noruega y se encuentra con Amadís y
GRASANDOR (GRAS – AN- DOR). (IV.XLIX)

178.
GANDALOD (GAND – A – LOD); hijo de
BARSINAN (BAR – SIN – AN), señor de Sansueña. Tiene
prisioneros a GIONTES (GI –ONT- ES) y a otros tres
caballeros de Lisuarte, que son liberados por don GUILAN
(GUI – LAN). GANDALOD (GAND – A – LOD) es
despeñado desde lo alto de una torre, al pie de la cual, ya
había sido quemado su padre, por orden de Lisuarte. (II.VII)

179.

GANDANDEL (GAN – DAN - DEL); consejero
del rey Lisuarte y cuñado de BROCADAN (BRO – CAD –
AN)/ Junto con este, provoca en el ánimo del rey sentimientos
adversos hacia Amadís, manipulando palabras e
informaciones. (II.XIX)

180.
GANDAPA (GAND – APA); villa del rey
Lisuarte, adonde se retira, luego de la batalla contra don
GALVANES (GAL – VAN – ES). (III.V)
130

181.

GANDAZA (GAND – AZA); sobrina de
BROCADAN (BRO – CAD – AN), consejera del rey
Lisuarte. Tiene en su casa a SARQUILES (SAR – QUIL –
ES), sobrino de ANGRIOTE (AN – GRI – OTE).

182.

GANDIEL (GAND – I – EL) URLANDIN (UR –
LAN – DIN); caballero que se despide de la corte de Lisuarte,
cuando lo hace Amadís. (II.XX)

183.
GANDINOS (GAND – IN – OS) El Follón;
caballero que tiene prisioneras a unas doncellas. Es vencido
por GUILAN (GUI – LAN) El Cuidador. (II.V)

184.
GANIDES (GAN – I - DES) de GANOTA (GAN –
OTA); caballero valeroso que lucha al lado del rey
CILDADAN (CIL – DA - DAN), en la batalla entre el
ejército del rey Lisuarte y el de don GALVANES (GAL –
VAN – ES). (III.V)

185.
GANSEL (GAN – SEL) de SADOCA (SA – DOC
– A). Caballero del rey Lisuarte. Junto con GIONTES (GI –
ONT –ES) y LASAMOR (LAS - A - MOR), compone la
escolta que ha de conducir a Oriana hasta el emperador
PATIN (PAT – IN), para casarse con el. Es vencido por
GAVARTE (GAV - ARTE) el del Val Temeroso, que rescata
a Oriana, de parte de Amadís. (III.XVIII)

186.

GANJES (GAN – JES) de SADOCA (SA – DOC –
A). Caballero de Amadís, en la Ínsula Firme. (III.XVIII)

187.
188.

GANOR (GAN- OR). Rey de Tartaria. (II.III)

GANOTA (GAN – OTA). Villa adonde van
Amadís, Florestan y Agrajes, para recuperarse de una derrota.
(II.XV)

189.
GANTASI (GAN – TAS – I). Castillo de
MADASIMA (MAD – A – SIM – A). (I.XXXIII)
190.

GARADAN (GAR - A – DAN). Primo del
emperador de Roma, PATIN (PAT - IN). El caballero más
preciado y valeroso de Roma. Embajador del emperador ante
el TAFINOR (TAF – I – NOR) de Bohemia. Justa con
Amadís y es vencido y muerto. (III.VIII) La base/etimón
GAR tiene el sentido de “gritar”, “llamar”: el irlandés antiguo
131

gar- “llamar”, el bretón y córnico garm – “llamada”, el
anglosajón cearm –“grito”, el alto alemán antiguo chara –
“lamento”, el latín garrio – “gorjear”, “croar”, “parlotear”.

191.
GARIN (GAR – IN). Hijo de GRUMEN (GRU –
MEN) y pariente de Arcalaus El Encantador. Hace saber a
varios caballeros y reyes enemigos de Amadís que Arcalaus
está organizando una alianza contra éste. (IV.XXVI)

192.
GARINTER (GAR - IN – TER). Rey cristiano de la
pequeña Britania, padre de ELISENA (E – LIS – ENA) y
abuelo de Amadís. (I. Introducción)

193.

GARINTO (GAR – IN –TO). Príncipe de Dacia.

(IV.XLI)

194.
GASABAL (GAS – A – BAL). Escudero de don
GALAOR (GAL – A – OR) (II.XVI)
195.

GASINAN (GAS – I – NAN). Tío de
GROVENESA (GRO – VEN – ESA), y cuñado de
ANGRIOTE (AN – GRI – OTE) de ESTRAVAUS (ES –
TRAV - AUS). Ha raptado a una doncella, mientras ella
dormía. Por esta razón lucha con Amadís y es vencido. A
Amadís se le quiebra la espada (I.XXVI). Combate en el
ejército de don GALVANES (GAL - VAN – ES), contra el
rey Lisuarte. (III.V)

196.

GASQUILAN (GAS – QUI – LAN) de Suesa.
Véase Gasquilan El Follón.

197.
GASQUILAN (GAS – QUI – LAN) El Follón.
Caballeo valiente y esforzado en la batalla hijo de
MANDARQUE (MAN – DAR – QUE) y sobrino de
LANCINO (LAN – CIN – O), rey de Suesa. A la muerte de
Lancino es nombrado rey. Al saber de la batalla entre el rey
Lisuarte y Amadís, se dirige a la corte del rey, para luchar en
su favor. (III.I) Toma parte en la batalla entre Lisuarte y
Perion. (IV.XXV)

198.
GASTILES (GAST – IL – ES). Sobrino del
emperador de Constantinopla, hijo de la duquesa de
GAJASTE (GAJ – AS –TE). Caballero mancebo y esforzado
en la batalla. (III.XII) Va con ocho mil caballeros en ayuda de
Amadís (IV.XXIV) Manda al marqués de SALUDER (SAL –
UD – ER) y a toda su gente, en una expedición contra el reino
132

arábigo. (IV.XLV) Su nombre posee el mismo sentido que el
nombre del famoso sultán y diplomático árabe, de origen
kurdo, SALADINO (SAL – A – DIN – O) que vivió entre
1138 y 1193. La raíz/base/etimón SAL, es el árabe SALAM –
“paz”. De hecho, el nombre de Saladino era SALAM AD-DIN
Yusuf, “hijo de la paz”, con el elemento DIN (ud-din) –
“hijo”, muy presente en la composición de los nombres
propios de El Amadís. Saladino era el visir del sultán
NUREDDIN (NUR – E – DDIN), donde aparece el etimón de
origen árabe NUR – “luz”. Saladino ha llegado a ser sultán de
Egipto y ha conquistado Jerusalén, en combate con los
caballeros templarios. Este es uno de los motivos de la
Cruzada III-a (1189 – 1192). Saladino ha luchado con Richard
III - “Corazón de León”, rey de Inglaterra y con Felipe II
Augusto, rey de Francia. El nombre de Saladino es uno de los
mas famosos de la historia onomástica.

199.

GASUJIS (GA - SUJ – IS). Rey de la Profunda
Alemania. (II.XI)

200.
GAVARTE (GAV – ARTE) El del Val Temeroso.
Caballero que se despide de la corte del rey Lisuarte, al
marcharse Amadís. (II.XX). Lucha en el ejército de don
GALVANES (GAL – VAN – ES) contra el rey Lisuarte. Va
cerca del pendón de las doncellas. (III.V) Vence a GIONTES
(GI – ONT – ES), GANJEL (GAN – JEL) de SADOCA (SA
– DOC - A) y LASAMOR (LA – SA -MOR), que llevaban a
Oriana a casarla con el Emperador de Roma. Le entrega a
Oriana una carta de Amadís. (III. XVIII)

201.
GAULA (GAUL – A). Reino de Perion, en la
Pequeña Bretaña. (I.III)
202.
GAVUS (GAV – US). Caballero, hijo de
GANDALAC (GAND - A – LAC), que va delante del rey
Lisuarte, cuando éste se dirige contra el rey CILDADAN
(CIL – DA – DAN. (II.XV)

203.
GIONTES (GI – ONT – ES). Sobrino del rey
Lisuarte. Se encuentra como prisionero, en manos de
GANDALOD (GAND – A – LOD), hijo de BARSINAN
(BAR – SIN – AN). Es liberado por don GUILAN (GUI –
LAN). (II.VII) Lucha en la batalla contra el rey Cildadan.
(II.XV) Forma parte de la escolta de Oriana, y es vencido por
don GAVARTE (GAV –ARTE) de Val Temeroso.
(III.XVIII) Lisuarte lo envía como embajador al emperador de

133

Roma. (IV.XXIII) Se encuentra en alta mar con
GRASANDOR (GRAS – AN – DOR), hijo del rey de
Bohemia. (IV.XXIV) Llega con la embajada a Roma
(IV.XXV) El etimón/base GAND – “pensamiento” , “lo
circular”, “lo redondo” “lo cíclico” - del nombre de
URGANDA (UR – GAND – A) y de otros nombres de
personajes en El Amadís, está presente en el nombre de
GANDALF (GAND – ALF), figura muy en tono con el
Merlín del ciclo artúrico, en la trilogía de Tolkien, El Señor de
los Anillos y en el “Hobbit”.

204.

GLOCESTRE (Gluchester), conde de. Caballero
principal de la corte del rey Lisuarte, que se encuentra en el
castillo del rey cuando llega Amadís, luego de sus primeras
aventuras. El rey manda que se le acompañe. (I.XV)

205.

GOMAN (GO – MAN). El análisis de su
composición morfológica sugiere separar las partículas en esa
guisa, estructura y forma. Se considera el GO, como un
elemento formativo inicial, también presente en la morfología
del nombre FAMONGOMADAN (FAM – ON – GO – MAD
- AN). Goman es un caballero principal del reino de SEROLIS
(SER – OL - IS), que recibe a BRIOLANJA cuando es
restituida en el trono, por Amadís. (I.XLII). BRIOLANJA
(BRI – O - LAN- JA), es un nombre que contiene la partícula
arcaica BRI de BRITANIA (BRI – TAN – IA), BRISENA
(BRI – SEN – A), BRIAN (BRI – AN), BRISTOYA (BRI STOY –A), BRIANTES (BRI – ANTES). GORDAN (GOR
– DAN); hermano de Angriote de Estravaus. Se encuentra
entre los caballeros encargados de custodiar a Oriana, hasta la
Ínsula Firme. (III.XIX). El nombre Gordan es interesante por
traer consigo el radical arcaico y base/raíz – GOR. GORA es
un termino arcaico eslavo, con el significado de “bosque”. Si
analizamos morfológicamente la antigua palabra GORGAN
(GOR – GAN), descubrimos la partícula GOR, junto con otro
término arcaico GAN, segundo elemento presente en la
palabra gótica BAIRGAN (BAIR –GAN) cuidar, defender. La
encontramos en distintos nombres de El Amadís: DAGANEL
(DA – GAN – EL), GAN – I – DES, GAN – OR, GAN –
OTA, A – GAN – ON). Es el etimón “GAN - “. La antigua
palabra GORGAN (GOR- GAN) – montículo arcaico elevado
encima de una antigua tumba, “monumento funerario”, ha
entrado en el fondo arcaico de los nombres encontrados en el
ciclo artúrico y en El Amadís, por vía del turco KURGAN
(KUR - GAN), y este del persa GORKHANAH (GOR –
KHAN –AH), con el mismo sentido de “monumento ancestral

134

de los caídos en el combate”. La partícula GAN hace historia
en El Amadís: GAN – I – DES, GAN – OR, GAN – OTA, A –
GAN – ON), DA – GAN – EL.
A su vez, GOR es
el nombre arcaico de los bosques de la encina, o encino, árbol
sagrado del muérdago (lat. Viscum Album), adorado por los
druidas. El muérdago del encino de los druidas es una
variedad semi-parásita muy raramente encontrada– Loranthus
Europaeus - planta medicinal con acción hipotensiva central y
cardiotóxica. En todo el dominio onomástico céltico, y en la
lengua bretona moderna, el muérdago posee un simbolismo
arcaico. Plinio (Plinius, Naturalis Historia, 16.249) recuerda
que los galos le asignan un nombre que significa “el que cura
todo”. Este es el sentido de las palabras ULLELCEADH y
OLLACH, metáforas de la fórmula de la eternidad (J – V) +
(V – M): Juventud sin Vejez y Vida sin Muerte, fuente de
vigor y de regeneración física. En la legua bretona de Vannes,
la denominación ritual del muérdago es deur derhue – “agua
de encina”. La razón de mi insistencia en estas disquisiciones
es el deseo de evocar la existencia en El Amadís de materias
dignas del más atento examen. No son pocas las palabras que
en el libro nos pueden revelar eventos y significaciones
extraordinarias. Hay que sacrificar su tiempo y empezar a
leerlo con atención y esmero.

206.
GRACEDONIA (GRA – CED – ONIA). Villa del
rey Lisuarte, cercana a Miraflores. (III. Introducción) Me hace
sonreír el nombre de Miraflores, pues he vivido un tiempo en
esa pequeña ciudad que se encuentra cerca de Madrid.

207.
GRADAMOR (GRAD – A - MOR); Caballero
romano, sobrino de BRONDAJEL (BRON – DAJ – EL) de
Roca. Es derribado del caballo y vencido por don Florestan.
(III.XIV) Es herido gravemente por el Caballero Griego,
(Amadís). (III.XVII)

208.

GRADASONEL (GRAD – A – SON – EL)
FALLISTRE (FAL – LIS - TRE); Caballero valiente que
lucha al lado del rey Cildadan en la batalla que tuvo lugar
entre los dos ejércitos, el del rey Lisuarte y el de don
Galvanes. (III.V)

209.
GRADOVOY (GRAD – O – VOY) Hermano de
Angriote de Estravaus. Interviene en la toma del Castillo del
Lago Ferviente. (III.II)

135

210.

Gran Rosal; Castillo del. Véase Castillo del Gran

Rosal.

211.
GRANDARES (GRAN – DAR – ES) Villa de la
gran Bretaña, donde Galaor pasa una noche con ALDEVA
(AL – DEV – A), hija del rey de SEROLIS (SER – OL - IS).
(I.XII)

212.
GRANDORES (GRAN – DOR – ES); Uno de los
caballeros que abandonan la corte del rey Lisuarte en
compañía de Amadís. (II.XX) El anterior nombre,
GRANDARES y éste, GRANDORES evocan claramente la
morfología de las partículas DOR y DAR, modificadores del
sentido cargado por el elemento GRAN.

213.
GRANFILES (GRAN – FIL – ES); Nombre
fingido de Arcalaus El Encantador. Lo toma cuando se hace
pasar por primo de don Grumedan, ante Galaor y Norandel
(III.VII) El etimón FIL- “Elefante” en persa, es preciso.

214.

GRASANDOR (GRAS – AN – DOR); Hijo del rey
Tafinor de Bohemia. Acompaña a Amadís en su estancia en
casa del rey. (III.X) Junto con veinte caballeros, parte hacia la
Ínsula Firme, para ayudar a Amadís (IV.XXI) Se encuentra,
por el camino, con la nave de GIONTES (GI – ONT – ES), le
interroga, y luego le deja libre. (IV.XXIV) Se casa con
Mabilia. (IV.XXXIX) Se hace a la mar en busca de Amadís.
Lucha con GALIFON (GAL – I – FON) para defender a
LANDIN (LAN – DIN) y a ELISEO
( ELI – SEO). (IV.
XLVIII)

215.

GRASINDA (GRAS - IND - A). Sobrina del rey
Tafinor de Bohemia. (“Bohemia” y “Grasinda” me hacen
sonreír gratamente y también recordar aquí un bello libro
llamado “Los Zincalis” de George Borrow, el autor de “ La
Biblia en España”. Borrow nombra mucho esta palabra de los
gitanos – el “gras”. El GRAS es el nombre que designa al
caballo entre los gitanos. Bohemia, de los bohemios,
(gitanos). Les bohemiens, los gitanos, tan ahuyentados y
perseguidos por toda Europa, han sido relacionados con la
región de Bohemia, a causa de su aparición en aquella
geografía, por primera vez en el siglo XIV. Muchas materias
de El Amadís son pura bohemía, como decía Willie Colon en
la famosa canción “Oh, ¿que será?” con texto del poeta
brasilero Chico Buarque.
Retornado a
136

Grasinda, vemos como es ella quien acoge a Amadís en su
casa, después del combate con BRANDASIDEL. (BRAN –
DAS – I – DEL) (III.X) Le pide a Amadís que luche por
declararla la más hermosa. (III.XIII) Envía una carta al rey
Lisuarte, donde está explicado este asunto y pretensión.
(III.XVI) Envía al maestro Elisabat con quinientos caballeros,
en ayuda de Amadís. (IV.XXIV) No pasa la prueba de los
leales amadores, al pasar por el Arco de los Amadores, sitio
encantado y crudamente veraz. (IV.XLIV) Grasinda se casa,
finalmente, con don CUADRAGANTE. (CUA – DRA – GAN
- TE) (IV.XLIV) En el nombre de GRASINDA (GRAS – IND
–A) se encuentra el radical íbero - IND – “muy fuerte”: lo
tenemos en el nombre INDÍBIL, caudillo ilergete, y en
INDALECIO, el único nombre todavía en uso hoy,
procedente de los iberos primitivos. He aquî una lista de
nombres antiguos íberos que poseen sonoridades dignas de
gigantes y escuderos de los romances de caballería:
ABARIEN, AGIRNES, ALORCUS, ASDABAL, BACSO,
BIURTITE, CACUSUSIN, CHADAR, ENNEGES,
GALDUR – I – AUNIN, ICORTAS, INDIBILIS, LAGANDI,
NABAR-SOSIN, ORDENNAS, SUSTARTICE, TORSINNO,
ULTITECER, URCEBAS . . .

216.
GRAVISANDA (GRA – VIS - ANDA); Isla en la
cual don FLORESTAN (FLOR –E - STAN) es retenido por
CORISANDA (COR – IS - ANDA), con el propósito de que
obtenga gloria por las armas (Isla de GRAVESENDO), (GRA
– VES - ENDO). (I.XLI)

217.
GRESCA (GRES – CA); Condado de la Gran
Bretaña, lindante y colindante con la Floresta de
BRANANDA (BRAN – ANDA). (I.XII)

218. GRIAL. Véase Santo Grial.
219.
GRIMANESA (GRI – MAN – ESA); Hermana de
SIUDAN (SIU – DAN), emperador de Roma. Se casa con
APOLIDON (A – POL – I – DON), y viven dieciséis años en
la Ínsula Firme, hasta que son elegidos emperadores de
Grecia. (II. Introducción)

220.
GRIMEO (GRI -MEO) El Valiente. Caballero que
lucha en el ejército del rey Lisuarte contra el de don
GALVANES (GAL – VAN – ES), (III.V). Junto con otros
cuatro caballeros, es encargado de la escolta personal del rey.
(III.VI)

137

221.

GRIMOTA (GRI – MOT -A); Hermana de
Urganda la Desconocida. El rey Lisuarte tiene con ella dos
hijas, cuando era mancebo. (II.XVI) La partícula MOT es la
misma de BEHEMOT (BEH – E – MOT).

222.

GRINDALAYA (GRIND – A – LAY – A); Hija de
ANDROID (ANDR – OID) de SEROLIS (SER – OL - IS).
Amadís la libera del poder de Arcalaus El Encantador. Lleva
noticias de Amadís a la corte del rey Lisuarte. Se encuentra
allí con el rey Arban de Norgales, que está enamorado de ella.
Se queda como compañía de la reina BRISENA (BRI - SEN –
A) (I.XX)

223.
GRINDONAN (GRIND – ON - AN); Hermano de
Angriote de Estravaus. Con otros caballeros y Amadís,
abandona la corte del rey Lisuarte. (III.VII)

224.
GRINFESA (GRIN – FES – A). Hija del
mayordomo de GRASINDA (GRAS –INDA). Lleva un
mensaje de Grasinda, al rey Lisuarte. (III.XVI)

225.

GROMADAZA (GRO – MAD – AZA). Mujer del
gigante FAMONGOMADAN (FAM – ON – GO - MAD –
AN). Tiene como prisioneros a Arban de Norgales y a
Angriote de Estravaus. (II.XIV) Envía una doncella al rey
Lisuarte para negociar las condiciones de un combate.
(II.XVIII)

226.
GROVADAN (GRO – VA – DAN). Hermano de
Angriote de Estravaus. Lucha en el ejército de don
GALVANES (GAL – VAN – ES), contra el rey Lisuarte.
(III.V)

227.
GROVENESA (GRO – VEN – ESA). Sobrina de
GARSINAN (GAR – SIN – AN), caballero que combate con
Amadís. (I.XXVII)

228.
GRUMEDAN (GRU – MED – AN). Ayo de la
reina ELISENA (E – LIS – ENA). Cuando BARSINAN
(BAR – SIN – AN) traiciona, interviene a favor de Lisuarte.
(I.XXX). Junto con Arban de Norgales, guarda al rey
CILDADAN (CIL – DA – DAN), en la lucha contra don
Galvanes y su gente. (III.V). Desafía a unos caballeros
romanos, (III.XVII), y los vence. ((III.XVIII)
Carga la

138

enseña del rey Lisuarte, en la batalla contra el rey Arábigo, y
es derribado. (IV.XXXV)

229.
GRUMEN (GRU – MEN). Primo de ARBAN
(DAR – BAN). Alberga en su castillo a los enemigos del rey
Lisuarte. (I.XXXV)

230.
GUILAN (GUI – LAN) El Cuidador. Libera unas
doncella de la cárcel de GANDINOS (GAN – DIN – OS) El
Follón. Encuentra las armas que Amadís había abandonado en
el bosque y, después de averiguar en vano acerca de su dueño,
se arma con ellas y va a entregarlas a la reina BRISENA (BRI
– SEN – A). (II.VI) Combate con dos sobrinos de Arcalaus El
Encantador y los vence. Lucha con GANDALOD (GAND – A
– LOD) y le vence. Libera a los caballeros que Gandalod tenía
como prisioneros. Llega a la corte del rey Lisuarte portando
las armas de Amadís. (II.VII) Combate en la lucha que se
arma contra el rey Cildadan. (II.XV) Aconseja al rey Lisuarte
(IV.XV) El rey Lisuarte lo envía como embajador a la corte
del emperador de Roma. (IV.XXIII) Amadís solicita para él,
el ducado de BRISTOYA (BRI – STOY – A), que le es
otorgado por el rey Lisuarte. (IV.XLIII)

231.
GUINDA FLAMENCA. Señora de Flandes, amada
por MADANIL (MAD – A – NIL), hijo del duque de
Borgoña. (II.I)

232.
GUIÑON (GUI – ÑON). Río de la Gran Bretaña,
que tiene un puente guardado por un caballero. (II.VII)
233.
GUIRNALDA, dueña de la. Véase Dueña de la
Guirnalda.
234.
GUNCESTRE, conde de. Citado por Arcalaus El
Encantador en una historia que cuenta con engaño a
NORANDEL (NOR – AN – DEL) Y GALAOR (GAL – A –
OR). (III.VII)

235.
HELISABAD (HEL – IS – ABAD) Ver
ELISABAD. La base HEL es arcaica y de corte griego:
HELIOS – El Sol.

236.
IMOSIL (I – MOS – IL) (de Borgoña). Hermano
del duque de Borgoña. Uno de los doce caballeros enviados
por Amadís a liberar a MADASIMA (MAD – A – SIM - A) y
a sus doncellas, del poder del rey Lisuarte. (II.XX) Los
139

“doce”, logran liberar a las doncellas (II.XXI) Junto con otros
caballeros, decide ayudar al rey Lisuarte contra los aliados de
Arcalaus. (III.VI)

237.
Ínsula GADABASTA (GAD – AB – ASTA).
Señorío de la reina MENORESA (MEN – OR – ESA).
(III.XII)

238.
Ínsula Firme. Lugar ganado por APOLIDON (A –
POL – I – DON) en un combate con un Jayán. Vive en esta
isla con su esposa GRIMANESA (GRI – MAN – ESA),
durante dieciséis años. (II. Introducción) Amadís y sus
campañeros se someten allí a varias pruebas mágicas y,
finalmente, Amadís gana para si, la Ínsula. (II.I)

239.

Ínsula del Diablo. Lugar donde habita el
ENDRIAGO (EN – DRI – A – GO) (III.XI)

240.
Ínsula del Infante. Isla del rey CILDADAN (CIL –
DAD – AN). Amadís pasa por ella cuando va a justar contra
BALAN (BAL – AN), en la Ínsula de la Torre Bermeja. (IV.
XLVII)

241.
Ínsula Leonida. Lugar donde se encuentra el rey
Arábigo con todas sus tropas, antes de emprender la batalla
contra Lisuarte. Está en vía y camino de la Gran Bretaña.
(III.VI)

242.

Ínsula de LICONIA (LIC – ON – IA) Lugar donde
se retira el rey Arábigo. (IV.LI) LIC es el nombre ritual griego
del lobo. A la vez LYC, o LIC designa la luz estelar, el brillo
de las estrelllas, la luz celeste.

243.
Ínsula No Fallada. Sede de la Urganda La
Desconocida.
244.
Ínsula No Fallada, doncella de la. Véase Doncella
de la Ínsula No Fallada.
245.

Ínsula Profunda, rey de la. Se escapa de la batalla
de los Siete Reyes y forma una alianza con Arcalaus El
Encantador, para emprender una guerra en contra de las
huestes de Lisuarte y Amadís. (IV. XXVI)

246.
Ínsula SAGITARIA. Lugar de donde llegan seis
caballeros para luchar a favor del rey Cildadan. (IV.XXVII)
140

247.

Ínsula de Santa Maria. Nombre sugerido por
Amadís al emperador de Constantinopla para la Ínsula del
Diablo, después de haber vencido y muerto al Endriago.
(III.XII)

248.

Ínsula de la Torre Bermeja. Señorío del gigante
BALAN (BAL – AN). En manos de Balan, pierde la vida en
esta isla, el hijo de DARIOLETA (DAR – I - OL – ETA) (IV.
XLVI)

249.
Ínsula Triste. Dominio del gigante MADARQUE
(MAD – ARQ – U – E). Llegan aquí Amadís y sus
compañeros, camino de Gaula y tienen varias aventuras,
(III.III)

250.
(III.V)

Ínsulas de LANDAS. Señorío del rey Arábigo.

251.

Ínsulas Luengas. Señorío de Galeote El Brun. (IV.

XLVIII)

252.
Ínsulas de ROMANIA. (RO – MAN – IA). Lugar
adonde llega Amadís en busca de aventuras, con el nombre de
Caballero de la Verde Espada (III.VIII) y escapa de mortales
peligros. (III.X)

253.

ISANES ( I – SAN – ES). Pariente de don
FLORESTAN (FLOR – E – STAN) por parte de su madre.
Mensajero de don Florestan a Amadís. (III.XIX)

254.

ISANJO (IS – ANJ – O) Gobernador de la Ínsula
Firme. (II,I) Amadís le encarga la custodia de GRASINDA
(GRAS – INDA) (III.XVIII) Llega al reino de Bohemia con
una carta de Amadís para el rey TAFINOR (TAF – I - NOR).
(IV.XXI) Anuncia el final de los encantamientos de la Ínsula
Firme. (IV.XLIV)

255.
ISEO La Brunda (ISEUT la Blonde). Es ISOLDA (
I – SOL – DA), amada de TRISTAN (TRI – STAN) TRI –
“tres” y STAN – “piedra”: “Tres Piedras”. Iseo es citada por
Urganda La Desconocida. (I.X)

256.

JAFOQUE (JAF – O - QUE); Puerto de la Gran
Bretaña, donde tiene su armada el rey Lisuarte, antes de partir
hacia MONGAZA (MON – GAZ –A). (III.IV)
141

257.

JOSEFO (JOS –EFO); Hijo de José Abarimatia que
llevó el Santo Grial a la Gran Bretaña y pobló la Ínsula de
Torre Bermeja de gente cristiana. (IV.XLVII)

258.
JULIANDA (JUL – I – ANDA); Doncella de
Urganda La Desconocida. Tiene un hijo de Galaor y lo llama
TALANQUE (TA – LAN – QUE). (II.XVI)

259.
LADASAN (LAD – AS – AN) de España.
Caballero que envía dos mil caballeros en ayuda al rey
Lisuarte, grupo al mando de Brian de Monjaste. (III.VI)

260.

LADASIN (LAD – AS – IN) El Esgrimidor.
Caballero que ayuda a GALAOR (GAL – A – OR) a liberar al
rey Lisuarte. (I.XXXVI). Justa con GANDALOD (GAN –
DAL – OD), que le impide el paso por un puente, y es
vencido. (II.VII) Lucha en el bando del rey Lisuarte contra el
ejército de don GALVANES (GAL – VAN –ES). (III.V) Va
en la vanguardia del ejército de Lisuarte, cuando avanzan
contra el rey Perion. (IV.XXVIII)

261.

Lago Ferviente, Castillo de. Castillo de
GROMADAZA (GRO – MAD - AZA), el más fuerte de la
entera Ínsula de Mongaza. (II.XX)

262.
LANCINO (LAN – CIN – O). Rey de Suesa. Tío de
Gasquilan El Follón.
263.

LANDIN (LAN – DIN). Sobrino de don
CUADRAGANTE (CUA – DRA – GAN - TE); Va a la corte
del Rey Lisuarte, en busca de Amadís, para luchar con él.
(II.XI) Se anula la batalla pactada entre éste y don Florestan.
(II.XVI). Junto con otros caballeros va a pedir consejo a don
Florestan y a AGRAJES (A – GRAJ – ES). (III.XVI) Va a
pedir refuerzos a la reina de Irlanda, en nombre de don
CUADRAGANTE (CUA – DRA – GAN - TE). (IV.XXII)
Llega en la batalla con seiscientos caballeros de Irlanda
(IV.XXIV) Es salvado por don Cuadragante, al encontrarse
en un apurado trance de la lucha. (IV.XXIX) Lucha contra
GALIFON (GAL – I – FON). (IV.XLVIII)

264.
LANDIN (LAN – DIN) de FAJARQUE (FA – JAR
– QUE). Junto con Angriote de Estravaus y Antimon El
Valiente ayuda al rey Lisuarte cuando el rey es derribado en el
combate. (III.VI) Lucha al lado de Amadís para rescatar a
142

Oriana. (III.XIX) Lucha a favor del rey Perion, contra el
ejército de Lisuarte. (IV.XXVI)

265.
LANGUINES (LAN – GUIN – ES). Rey de
Escocia, esposo de la Dueña de La Guirnalda y padre de
Agrajes y Mabilia. (I. Introducción)

266.
LANZAROTE (LAN – ZAR – OTE) del Lago,
Libro de. Citado, a propósito de la genealogía del Galeote el
Brun (Gallehaut Le Brun). (IV. XLVIII)

267.
LASAMOR (LAS - A – MOR). Caballero de
Lisuarte, vencido por Amadís en una justa. (II.XII) Parte de la
escolta que lleva a Oriana a Roma; es vencido por Gavarte del
Val Temeroso. (III.XVIII)

268.
LASANOR (LAS - A – NOR). Hermano de
GRADAMOR (GRAD - A – MOR) y sobrino de Brondajel
de Roca. Es herido gravemente por Amadís. Esplandián le
salva la vida, pidiendo a Amadís gracia, para el. (III.XVII)

269.

LASINDO (LA – SIND – O). Escudero de Bruneo
de Bonamar. Hace de intermediario entre éste y MELICIA
(ME - LIC – IA) (III.III) Le pide a Amadís que socorra a su
señor don BRUNEO (BRU - NEO) (III.XIII). Va con una
embajada de don Bruneo a BRANFIL (BRAN – FIL), su
hermano. (IV.XX) Es armado caballero por Amadís.
(IV.XXVIII)

270.
LATINE (LAT – IN – E), conde; Uno de los
caballeros que el rey Lisuarte envía a tomar la Ínsula de
Mongaza. (II.XX)

271.
LEDADEDIN (LE – DAD – E – DIN) de
FAJARQUE (FA JAR – QUE); se marcha de la corte del rey
Lisuarte, al hacerlo Amadís. (II.XX) Es enviado por Amadís,
junto con otros once caballeros, a luchar en la corte del rey
Lisuarte para liberar unas doncellas. (II XX)

272.
LEDADERIN (LE – DAD – E – RIN) de
FAJARQUE; Véase LEDADEDIN de FAJARQUE.
273.
LEONIS (LE - ON – IS). Va detrás del rey Lisuarte
en la batalla que éste sostiene contra don GALVANES.
(III.V)

143

274.

LEONIS (LE – ON – IS). Lugar de origen del
gigante GANDALAC (GAND – A – LAC) (I.III)

275.
LEONORETA (LE – ON – OR – ETA). Hija del
rey Lisuarte. (II.XI) Princesa niña, hija menor del rey, liberada
por Amadís (Beltenebros) de su raptor Famongomadán. Se
casa con Arquisil, emperador de Roma. (AmG II, 54; SE, 19)
La raíz/base del nombre Leonoreta es la misma que la del
nombre de Oriana, su hermana (¡!): OR. El sentido de este
etimón no es “oro”, o “de oro”, ni “montaña”, o “de la
montaña” – gr. OROS –, lo encontramos en la palabra griega
OREIKHALKOS – traducido erróneamente como “bronce de
montaña” o “montaña de bronce”. El oricalco es el metal
fabuloso de los antiguos atlántidos, que se encuentra sólo en
la Atlántida, según Platón. Sin embargo, según nuestro común
(lector-autor) análisis y entendimiento, vemos la partícula OR,
de OR – I – ANA, como variante de UR, de UR –GAND – A,
donde UR es “origen”, “fuente”, y no el etimón OROS –
“montaña”. Por tanto, el sentido de ORICALCO (OR – I –
CALC – O), un metal casi fantástico por lo mágico de su
naturaleza, no es “bronce de la montaña” sino “luz de los
orígenes” o “compuesto alquímico por CALCinación que
puede dar a luz, vida”. Digo esto por la presencia de un
sentido metafórico y anatomo-fisiológico de la descripción
que hace Platón del Oricalco (gr. “oreichalcos”) en la Atlántis
– Atlántida.

276.
LEONORINA (LE - ON – OR – INA). Hija del
emperador de Constantinopla. Pide unos dones a Amadís,
(III.XII) que le promete los servicios de un caballero de su
linaje: ese cabalero resulta ser su propio hijo, con quien
Leonorina se casa, (AmG, III, 74; SE, 19) Entre Leonor-eta y
Leonor-ina hay un juego de sufijos: -ETA, -INA, cuyo sentido
es secuencial: -ETA, primera en [hermosura] fue ‘x’, pero
ahora la más [hermosa] es ‘y’–INA. Ese juego
onomatopoiético aparece marcado en el texto de las Sergas de
Esplandián: “[. . . ] pues llegados en su presencia donde estava
(Leonorina) con la reina Menoresa y otras muchas doncellas,
fijas e reyes y grandes príncipes, maravilláronse en ver su gran
fermosura, y mucho más la doncella que el rey [se trata de la
doncella que acompañaba al rey de Dacia], porque como el
oviesse visto a la muy fermosa Oriana con la reina Briolanja, y
a Melicia y Olinda, comoquiera que esta infanta [Leonorina] a
todas ellas en belad passase no era en tanto grado que a él la
memoria de las otras le hiziese perder.” (SE, XXXVI)

144

277.

LIBEO (LIB – EO). Sobrino del maestro Elisabat.
Va en ayuda de Amadís, como capitán de la gente de
Grasinda. (IV.XXIV)

278.
Liconia.

LICONIA (LIC – ON – IA). Véase Ínsula de

279.

LICREA (LIC – REA) Villa pequeña del señorío
del rey Arábigo. (IV.XLIX)

280.

LINDORAQUE (LIND – OR – AQUE). Hijo del
gigante CARTADA (CAR– TA –DA -QUE) de la Montaña
Defendida, y sobrino de Arcalaus El Encantador.. Es muerto
por Amadís. (II.XIV)

281.
LIQUEDO (LI- QUE- DO), conde de. Padre de
ELIAN (ELI - AN) el Lozano. (III.V)
282.
LISTORAN (LIST - OR – AN) El Buen Justador.
Caballero amigo de Amadís que lo acompaña cuando Amadís
abandona la corte del rey Lisuarte. (II.XX)

283.
LISTORAN (LIST – OR – AN), El de la Torre
Blanca. Caballero que se despide de la corte del rey Lisuarte,
después de despedirse Amadís. (II.XX) Lucha junto con don
Galvanes, contra el ejército del rey Lisuarte. (III.V) Acude al
rey Arábigo (III.VI)

284.
LISUARTE (LIS – U – ARTE). Rey de la Pequeña
Bretaña (otro que el padre de Oriana) (I.I)
285.

LISUARTE (LIS – U – ARTE), rey. Rey de la Gran
Bretaña. Sucede a su hermano FALANGRIS (FAL – AN –
GRIS). Llega a la corte de Escocia con su hija ORIANA (OR
– I – ANA) (I.IV). Es apresado por traición, por Arcalaus El
Encantador. (I.XXXIV) Es liberado por don GALAOR (
GAL – A – OR). (I.XXXVI). Encuentra por vez primera a su
nieto ESPLANDIÁN (E – SPLAND - I – AN), en el bosque.
(III.VIII) Entrega a su hija ORIANA (OR – I – ANA) para
que se case con el emperador de Roma. (III.XIX) Lucha
contra los hombres de Amadís. (IV.XXVIII) Es apresado con
engaño y encantamiento. (IV.LII)

145

286.

LUVAINA (LUV – AINA). Lugar donde murió el
rey de la Ínsula Profunda, junto con la mayor parte de su
gente. (IV. XLIX)

287.
MABILIA (MAB – I – LIA). Hija de LANGUINES
(LAN - GUIN – ES), rey de Escocia, y doncella de Oriana.
Aconseja a Oriana y la acompaña cuando le pide al rey Perion
que arme caballero a Amadís. (I.IV) Acompaña a Oriana
cuando ella vuelve a la corte de su padre, el rey Lisuarte.
(I.VIII)

288.

MACANDON (MAC – AN – DON). Escudero que
lleva una espada encantada que solo puede ser desenvainada
por un amante-amador leal.(II.XIV)

289.
MADAMAN (MAD – A – MAN) El Envidioso.
Hermano de la doncella Desemejada. Combate contra don
Bruneo y es vencido y muerto por éste. (II.XIX)

290.
MADANCIAN (MAD - AN - CIAN) de la Puente
de Plata. Uno de los caballeros que van a pedir consejo a don
Florestan y a Agrajes. (III.XVI) Su nombre posee el mismo
etimón que A – MAD – ÍS, como los próximos siguentes ocho
nombres en esta lista.

291.
MADANCIEL (MAD – AN – CIEL). Véase
MADANCIL.
292.

MADANCIL (MAD – AN – CIL) de la Puente de
Plata. Uno de los caballeros que abandonan la corte del rey
Lisuarte, para seguir a Amadís. (II.XX) Lucha en ayuda de
Lisuarte contra el rey Arábigo. (III.VI)

293.
(MAD – AN – FA – BUL) de la Torre Bermeja.
Gigante, cuñado de FAMONGOMADAN (FAM –ON – GO –
MAD – AN) del Lago Ferviente. Uno de los gigantes que
forman la alianza contra Lisuarte. (II.XI) Es herido por
Amadís cuando se lleva prisionero al rey Lisuarte. (II.XV)

294.

MADANIL (MAD – A – NIL. Hijo del duque de
Borgoña. (II.I)

295.

MADARQUE (MAD – ARQUE) Gigante bravo de
la Ínsula Triste. (III.I) Es vencido por Amadís y, movido por

146

este, se hace cristiano y construye en su señorío, varios
monasterios e iglesias. (III.III)

296.
MADASIMA (MAD – A – SIM – A). Hija del
gigante Famongomadan, y señora de GANTASI (GAN – TAS
– I). Tiene como prisioneros a Amadís y a Galaor. (I.XXIII)

297.
MADASIMA (MAD – A – SIM – A). Mujer de don
GALVANES (GAL – VAN – ES). Llega a ser la señora del
Castillo del Lago Ferviente, conquistado por los hombres de
don Galvanes. (III.II)

298.

MADASIMA (MAD –AS – IMA). Señora de don
GALAOR (GAL– A – OR)

299.

Maestro ELISABAT (ELI – SAB –AT). Véase
ELISABAT.

300.
MAGANIL (MAG – A – NIL). Caballero romano,
uno de los mas considerados, después de
SALUSTANQUIDIO (SAL – U – STAN – QUI – DIO).
(III.XVII)

301.
Malaventurada, Floresta. Véase Floresta
Malaventurada.
302.

MANCIAN (MAN – CI –AN) de la Puente de
Planta. Combate en el ejército del Rey Perion contra el del
Rey Lisuarte y el Emperador de Roma. (IV.XXVI) Véase
Madancian y Madancil.

303.

MANELI (MAN – ELI) El Mesurado. Hijo natural
del rey CILDADAN (CIL – DA –DAN) y de SOLISA (SOL
– ISA), hija de GRIMOTA (GRI – MOT – A) y sobrina de
Urganda La Desconocida. (II.XVI) Marcha a Constantinopla,
junto con otros caballeros, en busca de aventuras (IV.XLII).
Es doncel de Urganda La Desconocida. La Urganda profetiza
que será un “gran caballero”. (IV.XLV)

304.

MATROCO (MAT – ROC - O) Gigante caballero,
hijo de Arcabona, muerto por Esplandián. (SE, 6) La base
MAT es variante de MAD y ROC es un etimón que lleva el
sentido de “piedra”, “peña”, tomado del cat. o de la lengua de
Oc, el occitano. Tiene antiguo arraigo en estas dos lenguas
romances y en las demás lenguas de Italia y Francia, donde ya
es señalado en 767. Tal vez sea de origen etrusco, por vía
147

céltica. Había en el medio evo una suerte de “piedra de la
locura” como se traduciría el nombre de MATROCO, una
piedra que los cirujanos intentaban sacar de la cabeza de los
locos. (ver el famoso cuadro de Hyeronimus El Bosco, con la
misma historia)

305.

MARATROS (MAR – A – TROS) de LISANDO
(LIS – ANDO). Hermano de don Florestan. Es apresado en la
lucha contra el rey Lisuarte. (III.V)

306.
MARES (MAR – ES). Rey de CORNUALLA
(CORN – U – ALLA). Tío de TRISTAN (TRI - STAN), El de
Tres Piedras.(I.X)

307.
MARLOTE (MAR – LOT –E) de Irlanda.
Hermano de la reina de Irlanda. Fue muerto por Tristan, a
causa del tributo que pedía por su tío. (I.X)

308.
MATALESA (MAT - A – LES –A) La
Desemejada. Lleva un mensaje de MADASIMA (MAD – A –
SIM – A) al rey Lisuarte y roba la espada de Amadís.
(II.XVIII) Al ver la muerte de su tío y de su hermano, a
manos de Amadís y de don Bruneo, se da muerte a si misma.
(II.XIX)

309.
Marques de TROQUE (TRO – QUE). Véase
Troque, marques de.
310.

MELICIA (ME - LIC – IA). Hija del rey Perion y
de la reina ELISENA (E – LIS – ENA). Hermana gemela de
GALAOR (GAL – A – OR).(I.III) Participa en la prueba de la
sala de los leales amadores y se casa con don Bruneo. IV.
(XLIV)

311.
MENORESA (MEN - OR – ESA), Reina. Señora
de la Gran Ínsula de GADABASTA (GAD – A – BAS – TA),
nombre con el radical GAD. Sin embargo el radical GAD no
es la base del nombre GADIR que tiene otra composición, y
por ende, otra morfología: GA – DIR, donde DIR – “puerta”,
reproduce el griego TYRA (TYR –A), con el mismo sentido
de “puerta”. MENORESA ( MEN - OR – ESA) es la mujer
más hermosa de toda Grecia después de LEONORINA (LE ON – OR – IN - A) Le regala seis espadas al Caballero de la
Verde Espada (Amadís). (III.XII) Observamos en su nombre
la presencia del radical OR de ORIANA (OR – I - ANA).

148

312.

MIRAFLORES (MIR – A – FLOR – ES). Castillo
de Oriana, donde ella aguarda el retorno de Amadís, durante la
penitencia en la Peña Pobre. (II.VI-XV) Aquí, cerca de
Madrid, pero en El Amadís, cerca de Londres ¡!

313.

MONGAZA (MON – GAZ – A). Véase Ínsula de

Mongaza.

314.
Montaña Defendida. Señorío del gigante
CARTADA (CAR – TA – DA) o CARTADAQUE (CAR –
TA – DA – QUE) CAR es un radical de origen celta, con el
sentido de “piedra”. De allí CARNAC (CAR – NAC). Es el
mismo término KUR, del persa KUR – GAN. La “piedra” –
CAL – de EXCALIBUR (EX – CAL – I – BUR), posee otros
términos arcaicos que la designan: MEN de MENHIR, del
bretón MEN – “piedra” y HIR – “larga” y de DOLMEN
(DOL – MEN), del córnico TOLMEN (TOL – MEN),
propiamente “agujero –DOL - de piedra – MEN, LECH, de
CROMLECH (CROM – LECH), es palabra de Galia, de
origen bretón, un monumento megalítico de menhires situados
en forma circular o elíptica, en terreno llano. Su traducción es
piedra – LECH, “en círculo” – CROM. (Véase A. Dauzat
Dictionaire Etymologique, Pág. 221, ob.cit)

315.

Monte ALDIN (AL - DIN). Castillo de Arcalaus El
Encantador. En el se halla prisionera Oriana. (I.XXXIV) Allí
se retira Arcalaus, después de haber sido incendiado el castillo
donde se encontraba. (III.VII)

316.
MORANTES (MOR – ANT – ES) de Salvatierra.
Hermano de ENIL (E – NIL). Se encuentra entre los hombres
de don Florestan, en el combate para conquistar el Castillo del
Lago Ferviente. ((III.II)

317.
MOSTROL (MOS – TROL). Villa de Gaula, con
puerto frente a la Gran Bretaña. Allí se encuentran el rey
Perion y su esposa, esperando algunas noticias de sus hijos.
(III.III)

318.
NASCIANO (NASC – I – ANO). Santo ermitaño
que salva al pequeño Esplandián de los dientes de una leona y
lo cría. (III.IV) Hace de intermediario en las negociaciones de
paz entre Perion y Lisuarte. (IV.XXII-XXIII)

149

319.

NICORAN (NIC – OR – AN) El de la Puente
Medrosa. (En la morfología de los nombres de El Amadís, el
radical/base OR ejerce un gran poder de composición
estructural. En el caso de NICORAN, por ejemplo, se debe
elegir la forma NIC – OR – AN, en vez de la posible variante
NI – COR – AN)
Caballero que justa con Amadís y es
derribado a la tercera embestida. (III.XII) Lucha a favor de
Lisuarte contra Cildadan. (II.XV) Lucha contra el ejército de
don Galvanes. (III.V)

320.
NOLFON (NOL – FON) Mayordomo de
Madasima. A su paso por la Ínsula de la Torre Bermeja, se
encuentra con Amadís. (IV.XLIX)

321.

NORANDEL (NOR – AN – DEL). Hijo natural del
rey Lisuarte y de la infanta CELINDA (CE – LIND – A). (es
por ello que su nombre abriga el radical NOR – misterio,
sombra, secreto, nube, velo, niebla). Es armado caballero por
su padre, sin conocerle. (III.IV) Va en auxilio de Lisuarte,
cuando salva al rey en la lucha contra don Galvanes.(III.V)
Acompaña a Galaor cuando este se encuentra enfermo en la
corte del rey Perion. (IV.XIX)

322.
OLINDA (O – LIND – A) La Mesurada. Hija del
rey VANAIN (VAN – A – IN) de Noruega. (I.X) AGRAJES
(A – GRAJ – ES) se enamora de ella y pasa seis días en su
compañía (I.XVI) Participa en la Prueba de la Guirnalda
Encantada. (II.XIV) Salustanquidio le pide su corona como
galardón. (III.XVII) Participa también en la Prueba de la
Estancia Encantada de los Leales Amadores y se casa con
Agrajes. (IV.XLIV)

323.

OLIVAS (O – LIV – AS) Caballero ultrajado por el
duque de Bristoya. Recibe en su castillo a don Galvanes y
Agrajes y luego los acompaña para luchar contra el duque.
(I.XVI) Desafía al duque de Bristoya frente al rey Lisuarte y
es malherido en la lucha. (I.XXXIX) Toma parte en la lucha
contra el rey Cildadan. (II.XVI) Lucha también contra el
ejército de don Galvanes. (III.V)

324.
ORFEO (ORF – EO) Repostero del rey Perion.
Prisionero de Arcalaus El Encantador. (III.VII) El nombre
tiene su origen en la ceguera del héroe griego Orfeo, nombre
en cuya composición entra la raíz ORF, variante de ORB,
término arcaico que designaba a los bardos ciegos, tipo Orfeo,
150

u Homero. (Ver asimismo el nombre del autor de la Carmina
Burana, Karl ORFF)

325.
ORIANA (OR – I – ANA) Pareciera que el radical
OR, en su nombre, designase a la “montaña”, en gr. OROS, y
no al oro, que en griego es chrysous; sin embargo ya hemos
visto que se trata de el mismo UR, de UR – GAND – A.
Oriana es hija del rey Lisuarte, y es la heroína de El Amadís.
Conoce a Amadís, que es destinado para su servicio, y se
enamora de el. Solicita al rey Perion que lo arme caballero.
(I.IV) Envía una carta a Amadís, carta que contiene varias
recriminaciones a su conducta. La carta es causa de las
penitencias de Amadís. (II.I) Da a luz a Esplandián, hijo de
Amadís. (III.IV) Confiesa al ermitaño Nasciano que es madre
de Esplandián. (III.IX) Es entregada por su padre a unos
caballeros romanos que vinieron a buscarla para casarse con
el emperador de Roma, pero es liberada por Amadís y los
suyos. (III.XIX). Se casa con Amadís en ceremonia pública,
después de participar en la prueba de la Estancia De Los
Leales Amadores. (IV.XLIV)

326.
ORLANDIN (OR – LAN – DIN). Hijo del conde
de IRLANDA (IR – LAN – DA) La partícula IR de
IRLANDA, es variante de AR, ER, (como en el nombre turco
ER – DOG – AN), OR y UR, presente en el nombre de
URGANDA (UR – GAND – A) o en ORIANA (OR - I –
ANA). Su sentido arquetipal se relaciona con los tiempos
primigenios, con lo ancestral, con los orígenes de la creación
primordial. Orlandin es uno de los caballeros que Amadís
designa para defender a MADASIMA (MAD – AS – IMA) y
sus doncellas, en la corte del rey Lisuarte. (II.XX) Se
encuentra entre los caballeros que esperan el regreso de
Amadís en la Ínsula Triste. (III.XVIII)

327.

OSINAN (O – SIN – AN) de BORGOÑA (BOR –
GON – I – A). Participa en la toma del Castillo del Lago
Ferviente, en la Ínsula de Mongaza. (III.II)

328.
PALINGUES (PAL – IN - GUES) Caballero que
mata con traición a ANTEBON (AN – TEB – ON) de Gaula,
a causa de su hija, que no le correspondía en amores. Es
muerto por Galaor. (I.XXIV-XXV)

329.

PALOMIR (PAL – O – MIR) Caballero de la corte
del rey Lisuarte. El nombre contiene la partícula MIR, de
origen latino y cuyo sentido designa al “milagro” (lat.

151

miraculum), a “lo maravilloso”, a los “prodigios” (lat.
mirabilia)
Palomir es hermano de DRAGONIS
(DRA – GON – IS). Participa en la Prueba de la Espada
Encantada. (II.XIV) Participa en la batalla en contra del rey
Cildadan. (II.XV) Lucha también contra el ejército de don
Galvanes. (III.V) Amadís le otorga el señorío de su padre. (IV.
XLIII)

330.
PATIN (PAT –IN), El. Hermano de don SIDON
(SID – ON), emperador de Roma. Sidón contiene la base
árabe SID, del sánscrito SIDDHI – “poderes”, la misma del
CID Campeador, del ár. hisp. Sid, y este del ár. clás. Sayyid,
que posee el sentido de “Señor”, “Caballero”, “hombre fuerte
y valeroso”. Patin ama a la reina SARDAMIRA (SAR – DA
– MIR –A) de Cerdeña - SARDINIA (SAR – DIN – IA).
(II.IV) Se enamora de Oriana. (II.IV) Manda una escolta para
recoger a Oriana. (III.XIV) Lucha con el rey Lisuarte contra
Amadís. (IV.XV-XXVI-XXVIII) Es muerto por Amadís.
(IV.XXX) Su cuerpo es llevado a un monasterio, por orden del
rey Lisuarte. (IV.XXXI) PATIN es palabra antigua en francés
(s. XIII) y tenía un sentido inicial concreto - “pata”, “pie”.

331.
Peña de la Doncella Encantadora. Lugar desde
donde un caballero despeña a una doncella (V.XLIX)
332.

Peña de GALTARES (GAL –TAR – ES). Fue
usurpada por ALBADAN (AL – BAD – AN), gigante malo, a
GANDALAC (GAND – A – LAC) de LEONIS (LE – ON –
IS), gigante bueno. (I.III)

333.
Peña Pobre, Ínsula de la. Morada de ANDALOD
(AN – DAL – OD), el ermitaño que encuentra Amadís al
comienzo de su penitencia. (II.V)

334.
PERION (PER – I – ON) de Gaula. Padre de
Amadís. Llega a la corte del rey GARINTER (GAR – IN –
TER), padre de ELISENA (E – LIS – ENA). (I. Introducción)
Duerme con Elisena. (I.I) Arma caballero a Amadís, sin
conocerlo. (I.IV) Va a la Ínsula Firme con sus caballeros, en
ayuda de Amadís. (IV.XXIV) Lucha contra el rey Lisuarte y el
emperador de Roma. (IV.XXVI)

335.
PINORANTES (PIN – OR – AN - TES). Caballero
que lucha en el ejército del rey Lisuarte, durante el combate
que tiene lugar contra el rey Cildadan. (II.XV)

152

336.

PINORES (PIN – OR – ES). Sobrino de Angriote
de Estravaus. Uno de los caballeros que se despiden de la
corte del rey Lisuarte, después de haberse marchado Amadís.
(II.XX) También está entre los fieles caballeros que esperan el
regreso de Amadís en la Ínsula Triste. (III.XVIII)

337.
POLIGEZ (POL - I – GEZ). Villa de Escocia,
donde llega la embajada que envía Oriana para tratar de
encontrar noticias sobre Amadís. (II.VI)

338.
Puerto de la Vega. Lugar donde ocurre la batalla
entre el rey Lisuarte y el rey Cildadan. (II.XIV)
339.
QUINORANTE (QUI – NOR – ANTE). Uno de
los caballeros que junto con Amadís abandonan la corte del
rey Lisuarte. (II.XX)

340.
de.

Reina de DACIA (DAC- IA). Véase DACIA, reina

341. Río BRAN. Véase BRAN, río.
342.
ROMANIA (RO - MAN – IA), Ínsulas de. Amadís
tiene allí diversas aventuras, después de salir del reino de
TAFINOR (TAF – I – NOR) de BOHEMIA (BO – HEM –
IA). (III.X)

343.
SABENCIA SOBRE SABENCIA. Doncella de
Urganda La Desconocida que cuida a don Galaor de sus
heridas. Obviamente, el sentido de su apelativo es “Saber
sobre saber”, vale decir - “mucho saber”. (II.XVI)

344.
SADAMON (SA – DAM – ON). Caballero que
devuelve el desafío del rey Lisuarte, en nombre de Amadís.
(III.I) Es encargado de conducir la nave que lleva el botín
recogido de los caballeros romanos que se llevaban a Oriana.
(IV.II) Combate en el ejército de Lisuarte contra el ejército del
emperador de Roma. (IV.XXVI)

345.

SADIAN (SAD – I – AN). Caballero del rey
Tafinor de Bohemia. Es el primero que reconoce a Amadís, a
su llegada a la corte del rey Tafinor. (III.VIII)

153

346.

SADIANA (SAD - I – ANA).Villa de Grecia, con
torres, muchos huertos y puerto de mar. Por esta villa pasa
Amadís, en una de sus aventuras. (III.X)

347.
SADUVA (SAD – UVA). Hermana del rey Perion
de Gaula, casada con GRASUGIS (GRAS – U – JIS), rey de
la Profunda Alemania. Madre de Palomir y de Dragonis. (III.I)

348.
SALUDER (SAL – UD – ER), conde. Hermano de
GRASINDA (GRAS – INDA). Caballero del emperador de
Constantinopla, presente cuando éste recibe la noticia de la
muerte del ENDRIAGO (EN – DRI – A – GO) en manos de
Amadís. (III.XII)

349.

SALUSTANQUIDIO (SAL – U – STAN – QUID –
IO). Príncipe de CALABRIA (CAL - A - BRI - A), y primo
de PATIN (PAT – IN). (III.VIII) Jefe de la expedición que
pide al rey Lisuarte que otorgue el matrimonio de Oriana con
el Patin. (III.X) Se crea una cuestión de honor entre él y
Amadís. (III.XVI) Es vencido por Amadís. (III.XVII) Es
muerto por AGRAJES (A – GRAJ – ES) cuando los hombres
de Amadís asaltan a la escolta de Oriana. (IV.XIX)

350.

SANGUIN (SAN - GUIN). Montaña, al pie de la
cual, don Florestan encuentra a GANDALIN (GAND – A –
LIN), que está buscando a Amadís, su señor. (II.X) La
partícula GUIN la encontramos en el nombre de
GUINEVERE (GUIN – E – VER – E), variante del nombre de
GINEBRA (GIN – E – BRA)

351.
SANSUEÑA (SAN – SUEÑ – A) para SAXONIA
(SAX – ON – I – A). SAX es otro nombre arcaico sajón que
designa a la piedra. De allí, SAXIFRAGA, la flor que se decía
ser un gran remedio para las piedras (SAX) de los riñones,
pues las fragmentaba (FRAG) en mil pedazos. El nombre es
tomado del adjetivo saxifragus, en latín – “que quiebra las
piedras”, de saxus – “piedra” y frangere – “romper”. La flor
es llamada así por emplearse en infusiones contra los cálculos
de los riñones. Mi niña nació en Madrid en una calle llamada
SAXIFRAGA, en el Colegio Mayor Luis Vives de la calle
Francisco Suárez, éste último también filósofo, muy especial.
Sansueña es señorío del traidor BARSINAN (BAR – SIN –
AN) (I.XXXVIII)

154

352.

Santo GRIAL (GRI- AL). Fué llevado a la Gran
Bretaña. (III.XLVII). Copa legendaria, el Cáliz. En inglés
tiene la forma GRAIL, uno de los objetos misteriosos del ciclo
artúrico. Se pensaba que fue usado por el Cristo en la Última
Cena, y por Joseph de Arimathea para reunir la sangre de
Cristo en la cruz. La búsqueda literaria del GRAAL aparece
en muchos romances artúricos: PERCEVAL de Chretien de
Troyes, The Prose Lancelot; Estoire du Graal de Robert de
Boron, Perlesvaus; el galés Peredur; Parzival de Wolfram
von Eschenbach; y el texto ingles Joseph of Arimathie.

353.

SARDAMAN (SAR – DAM – AN) El Valiente.
Caballero que lucha en el ejército del rey Arábigo. Es vencido
y muerto por don Galaor. (III.VI)

354.
SARDAMIRA (SAR – DA – MIR – A) Reina de
Cerdeña. Sobrina de la emperatriz de Roma. (Ésta ROMA
parece ser la de los ROMI, los gitanos, no es la Roma de los
latinos ¡y de los papas!) Es amada por el PATIN (PAT – IN),
el que luego es emperador. (II.IV) Forma parte de la escolta
que éste envía para recoger a Oriana. (III.X)

355.

SARDANAN (SAR – DAN – AN). Hermano de
Angriote de Estravaus. Está entre los caballeros que reciben a
Amadís, cuando llega a la Ínsula Firme. (III.XVIII)

356.

SARGIL (SAR – GIL). Hermano o cuñado del
ermitaño Nasciano. Se le encarga el cuidado del niño
Esplandián, después de salvarlo de las fauces de una leona.
(III.IV) Es el escudero de Esplandián. La partícula SAR,
equivalente al británico SIR, es de origen persa, como MAR y
posee el sentido de “señor”, “noble de porte, carácter y
sentimientos, valiente y justo”. En el capítulo V de Las Sergas
de Esplandián, el héroe anda por el señorío de Persia. La base
GIL la encontramos en el famoso nombre personal, familiar
para los amantes de los romances de caballería, GIL BLAS.
Su sentido es “luz” y define el nombre del Sol, (en sánscrito
Sourya con la base/etimón GAL – “blanco brillante”, “luz
celeste” – de donde “Gaula” – “la Blanca”. Es el radical KAL
– GAL – SAR – SAL. En rumano, uno de los nombres de
Lucifer- “el portador de la Luz”, es SARSAILA (SAR – SAIL- A). Es un nombre que aparece en la antigua literatura
religiosa eslavo-bizantina. (Véase E. Turdeanu, R. ´Études Sl
XXXII, 151-3)

155

357.

SARMADAN (SAR – MAD – AN) el León. Tío
del rey Cildadan. Va con Madanfabul en la batalla de los
gigantes. Es muerto en la lucha, por Amadís. (II.XV) En su
nombre aparece la misma partícula-base MAD de A - MAD –
IS. Esta base está presente en el apelativo “El Mudo”, por
ejemplo en el nombre del caballero transilvano Helmuth El
Mudo – “Mudo”, “Loco”, pero también – “El Silencioso”, “El
que no habla”, “El Discreto”, “El Callado”. (Cf. ant.it. muto,
friul. Prov., cat. mut, esp., port. mudo. En la jerga, el argótico
“candado” o sea “el que no habla”.) GIL es un nombre
abeliano, por oposición a los nombres zoéticos: los primeros –
abelianos – son aquellos cuyas letras-sones siguen el orden
alfabético, por oposición a los zoéticos, que respetan el orden
inverso. GIL es el nombre de un santo invocado en las
epidemias- es “el protector”. Se ha sugerido que el nombre
GIL proviene de EGIDIO, pero es un argumento erróneo, pues
en “Egidio” estamos frente a la base GID (E – GID - IO).
GID posee el sentido de “afilado”, “cortante”, “filoso”,
“agudo”. GIDE es el nombre del verdugo en rumano, y el
término, de origen oriental, posee el sentido de “loco”,
“extravagante”,”temerario”. (Véase Diccionario Etimológico
de la Lengua Rumana de Alexandru Cioranescu, Universidad
de La Laguna, Tenerife, España, 1954-1966, p.365)

358.
SARQUILES (SAR – QUIL – ES). Sobrino de
Angriote de Estravaus. Es amado por una sobrina de
BROCADAN (BRO- CAD- AN) y se entera de sus planes, de
los cuales informa al rey Lisuarte. (II.XXI) Combate en el
ejército de Lisuarte, contra don Galvanes. (III.V) Es uno de
los caballeros que esperan a Amadís en la Ínsula Firme,
cuando finalizan las aventuras de Amadís. (III.XVIII)

359.
SEGURADES (SE – GUR – A – DES). Padre de
Bravor el Brun. Vive en tiempos del rey UTHER (UTH – ER)
Pendragón, padre del rey ARTUS (ART – US). (IV.XLVIII)

360.

SELANDIA (SE – LAND – IA), conde de. Acoge
en su casa al rey Perion, el cual tiene a Florestan con una hija
suya. (I.XLII)

361.
SEROLIS (SER – O – LIS). Reino del rey
ANDROID (ANDR – OID), lindante y colindante con el de
SOBRADISA (SO – BRAD – ISA). (I.XXI)

156

362.

SEROLOIS (SER – O – LOIS) El Flamenco.
Conde de CLARA (CLAR – A) Toma la palabra en unas
cortes que convoca el rey Lisuarte. (I.XXXII)

363.
SERPIENTE (SERP – I – ENTE) Fusta de la Gran.
Véase Fusta de la Gran Serpiente.
364.

SIDON (SID - ON). Viejo emperador de Roma, que
le antecede en el trono a PATIN (PAT – IN), su hermano. (II.
IV)

365.
SISIAN (SIS – I - AN). Junto a otros treinta padres
se queda en el monasterio fundado al pie de la Peña Pobre.
(II.XX)

366.
SIUDAN (SI – U – DAN).El emperador de Roma
cuando allí llega APOLIDON (A – POL – I - DON). (II.
Introducción)

367.

SOBRADISA (SO - BRAD - ISA). Reino de
BRIOLANJA (BRI – O – LAN - JA). Se lo ha arrebatado
ABISEOS ( A – BIS – E – OS) y le es devuelto por Amadís.
(I.XXI)

368.
SOLINAN (SOL - I – NAN). Uno de los primeros
caballeros que encuentra el rey Lisuarte, después de ser
liberado por Galaor. (I.XXXVIII)

369.
SOLISA (SOL – IS – A). Sobrina de Urganda La
Desconocida. Tiene un hijo de nombre MANELI (MAN –
ELI) El Mesurado, del rey Cildadan. (II.XVI)

370.
SUECIA, duque de. Casado con la hija de los reyes
de DACIA (DAC – IA). Mata al rey de Dacia y cerca la
ciudad. (IV.XL) Es vencido por los hombres de Bruneo de
Bonamar, Angriote de Estravaus y BRANFIL (BRAN – FIL).
Es apresado y ahorcado. (IV. XLI)

371.
TAFINOR (TAF – I – NOR). Rey de Bohemia. Un
buen caballero. Está en guerra con PATIN (PAT – IN), el
emperador de Roma. Amadís pasa un invierno en su casa.
(III.VIII) Envía mil quinientos caballeros con el conde GAL –
TIN – ES), para ayudar a Amadís. (IV.XXIV)

157

372.

TAGADES (TA – GAD – ES). Villa del rey
Lisuarte, con un puerto de mar frente a NORMANDIA (NOR
– MAND – IA). (III.XVI)

373.
TALANCIA (TA – LANC – IA) Arzobispo de.
Pertenece a la embajada que envía Patín al rey Lisuarte para
llevarse a Oriana. (III.X) Es apresado por los hombres de
Amadís. (III.XIX)

374.
TALANQUE (TAL – AN – QUE). Hijo de don
Galaor y JULIANDA (JUL – I – ANDA), sobrina de
Urganda La Desconocida y del rey Lisuarte. (II.XVI) Va con
Esplandián y el rey de Dacia, en busca de aventuras. (IV.
XLII) Urganda hace unas profecías acerca de él, y de
MANELI (MAN – ELI), que ha sido engendrado en las
mismas condiciones. (IV. XLV)

375.
TANTALES (TAN – TAL – ES) El Orgulloso.
Caballero que lucha en el ejército de don Galvanes, contra el
rey Lisuarte. (III.V)

376.

TANTALES de SOBRADISA. Gobernador y
mayordomo el reino de Sobradisa. (II.XIX) Va en ayuda de
Amadís con mil doscientos caballeros de la reina Briolanja.
(IV.XXIV)

377.
TANTILES (TAN – TIL – ES) de SOBRADISA.
Véase TANTALES de SOBRADISA.
378.
TARGADAN (TAR – GAD – AN). Rey derribado
por Perion en la batalla entre Lisuarte y don Galvanes. (III.VI)
379.

TARIN (TAR – IN). Hijo de GANDANDEL
(GAND – AN – DEL), el que mal aconseja a Lisuarte. Es
vencido y muerto por Angriote de Estravaus. (II.XXI)

380.
TASIAN (TAS – I - AN). Caballero valiente que
lucha al lado del rey Cildadan, en la batalla entre Lisuarte y
don Galvanes. (III.V)

381.
TASILANA (TAS – I – LAN – A). Villa donde se
establece la corte del rey Lisuarte, cuando varios caballeros
enviados por Amadís, van a liberar a Madasima y a sus
doncellas. (II.XXI)

158

382.

TELOIS (TEL - O- IS) El Flamenco. Caballero que
recibe el condado de Clara de parte del rey Lisuarte. (I.XV)

383.
TORIN (TOR – IN). Castillo donde Amadís y
Agrajes se reúnen con Briolanja para vengar una afrenta que le
había sido hecha. (I.XL)

384.

Torre Bermeja, Ínsula de la. Señorio del gigante
Madanfabul. (II.XI) Luego, es de su hijo, Balan. Allí mata
Balan al hijo de Darioleta. (IV.XLVI)

385.
Torre de la Ribera. Castillo donde habita un mal
caballero que subyuga a mucha gente. (IV.XLIX)
386.
TRANQUE (TRAN – QUE) Marqués de. Véase
TROQUE (TRO - QUE) Marqués de.
387.

TRANSILES (TRAN – SIL – ES) El Orgulloso.
Uno de los caballeros que abandonan la corte del rey Lisuarte,
después de hacerlo Amadís. (II.XX)

388.
TRION (TRI – ON). Primo de la reina Briolanja,
cuya nave aborda. Es apresado por don CUADRAGANTE
(CUA – DRA - GAN - TE). (IV.XVI) Briolanja lo perdona y
es puesto en libertad. (IV.XXIV)

389.
TRISTAN (TRI – STAN) de LEONIS (LE – ON –
IS). Hay una alusión a la historia de Tristan, el héroe bretón,
en IV.XLVII.

390.

TROQUE (TRO – QUE), Marqués de. Padre de
don Bruneo de Bonamar. (IV.XLV)

391.
UNGAN (UN – GAN) El PICARDO (PIC – ARD
– O). Maestro en la interpretación de sueños. Descubre al rey
Perion el significado del sueño que tuvo, relacionado con el
nacimiento de Amadís. (I.II)

392.

URGANDA (UR – GAND – A) La Desconocida.
La raíz/base/etimón GAND – término bretón que sugiere “lo
redondo, lo circular, el pensamiento” - es la misma que
aparece en el nombre del Merlin de J.R.R. Tolkien, en su
mundo de hobbits: el Mago GANDALF (GAND- ALF),
variante onomástica del amadisiano GANDALIN (GAND –
AL – IN). Gandalin es hijo de GANDALES (GAND – AL –
159

ES), padre adoptivo de Amadís, y es hermano de leche de
Amadís y su primer escudero y confidente. Amadís le arma
caballero y lo hace conde. En cuanto a Urganda: es una sabia
mujer, mágica, maga, y espléndida, que tiene el poder protéico
de cambiar de aspecto, cada vez que lo desea y las
circunstancias así lo pidan. Conoce los secretos de todos los
héroes de la obra y también las causas de sus venturas y
desgracias, pues es la imagen de la suerte, del destino. Adivina
el porvenir, cuando es preciso saberlo por adelantado. Habla
con don Gandales y hace unas profecías sobre Amadís, (I.II)
Le entrega una lanza a Amadís, metáfora de la voluntad, aquel
poder que une los pensamientos, con los sentimientos y con
los deseos en una acción deliberada. (I.V) Envía a Lisuarte
una carta que contiene unas profecías. Envía otra carta a
Lisuarte con unas profecías sobre Esplandián. (III.IX) Llega a
la Ínsula Firme en un navío fantástico en forma de un
monstruo marino flamígero, cuando están reunidos Lisuarte,
Perion, Cildadan y otros personajes principales. Predice
algunos acontecimientos. (IV. XLII) Reúne a los principales
de la obra y hace un largo discurso en el cual se evocan
diversas explicaciones sobre los eventos y ocurrencias de los
sucesos acontecidos. Hace nuevas predicciones. ( IV.XLV) A
instancias suyas, son armados caballeros Esplandián y otros
jóvenes, en ceremonia que ocurre sobre la cubierta de la Nave
de la Gran Serpiente. Luego, Urganda La Desconocida
desaparece misteriosamente (IV.LII)

393.

URLANDIN (UR – LAN – DIN). Véase
ORLANDIN.

394.
UTER PADRAGON. (UTER PENDRAGON).
Padre del rey ARTUS (ART – US), y rey de la Gran Bretaña.
(IV.XLVIII)

395.

VADAMIGAR (VAD – A – MIG – AR). Caballero
señalado, del ejército del rey Cildadan. Es derribado por
Amadís. (II.XV)

396.
VALDERIN (VAL – DER – IN). Uno de los
castillos de Arcalaus El Encantador. (I.XVIII)
397.
VALLADOS (VALL – A – DOS). Véase Marqués
de Troque.
398.
VALTIERRA (VAL – TIERR – A). Lugar donde se
festeja un torneo en el que se enfrentan GASQUILAN (GAS –
160

QUIL – AN), rey de Suesa, y LISTORAN (LIST – OR – AN)
de la Torre Blanca. (III.I)

399.
VANAIN (VAN – A – IN) de Noruega. Padre e
OLINDA (O – LIND – A) (I.X)
400.

VEGIL (VEG – IL) Puerto de la Gran Bretaña.

(II.VI)

401.
VINDILISORA (VIN – DIL – I – SOR – A). Villa
del rey Lisuarte. (I. X y XVI)
402.
ZAMANDO (ZA – MAND – O). Puerto donde se
embarcan los embajadores del emperador de Roma, para
dirigirse a la Gran Bretaña, a la corte del rey Lisuarte. (III.XII)

403.
Yerma Isla – Isla despoblada en la cual son
arrojados por una tormenta GARINTO (GAR – INTO) y
MANELI (MAN - ELI) (SE,32)

*

161

EL Rosario de las Partículas Onomásticas
de los Nombres de El Amadís
La morfología de los nombres de persona difiere de la morfología tradicional de
las palabras en las lenguas naturales.
En este estudio los dos radicales MAD, del nombre Amadís y OR, del nombre
Oriana, merecen especial atención.
La lectura del sentido de un nombre de persona en la tradición de la caballería,
entra por lo general en manos de aficionados, que se lanzan demasiado pronto a declarar
que TRISTAN (TRI – STAN) es “El Triste”, cuando, de hecho, es El de las Tres (TRI)
Piedras (STAN). STAN es un radical que posee dos variantes de su sentido onomástico:
una pertenece al fondo arcaico indoeuropeo, STAN – “piedra”, “bloque de piedra”,
“peña”, y la otra, al fondo antiguo de palabras de origen persa, STAN – “jardín”).
O piensan que MENORESA (ME – NOR – ESA) es “La Menor”, cuando el
nombre abriga el radical NOR, presente en NOR –VE –GIA, NOR – GE, NOR –UEG –
A, radical de origen vikingo, que posee el sentido arcaico de “gris”, “velo” , “misterio”,
el mismo sentido que el galés MAB. O creen que SOBRADISA es “la que sobra”,
cuando el nombre es construido con el radical BRAD – “pino”.
Un rosario - en griego se le llama KOMBOLOGI, (de kombos– “nudo”) – es una
serie ontológica de misterios, mayores y menores, enfilados en un orden semántico.
El hecho de mencionarse, en su nombre, el nudo y no las cuentas, sugiere que en
la antigüedad, los primeros rosarios eran de nudos, como los quipus incaicos.
Los nombres propios de El Amadís, incluso los nombres de la tradición de la
caballería medieval, están construidos y compuestos con una técnica particular, como se
construye un rosario.
En la fragua del autor, el fuego de la creación onomástica ha sido el catalizador de
todos los procesos de combinación e imbricación de partículas cargadoras de sentido.
Un curioso modo de encontrar y también de codificar los nombres de El Amadís
es, primero, construir una lista con todas las partículas onomásticas.
Luego, de-construir morfológicamente el nombre, buscar en la tabla alfabética de
partículas los componentes del nombre a codificar, y finalmente escribir los números con
separación diacrítica de puntos.
Ejemplo con AMADÍS: A – MAD – IS se escribe en esa codificación, así:
1.221.186
Si deseo escribir ORIANA:
OR – I – ANA, la clave es 254.173.12
Echa mano al saco de ladrillos onomásticos y saca dos, tres, cuatro o cuantas
piezas quieras. Luego, sobre la mesa, como piedras de dominó, muévelas y combínalas
hasta que te plazca la sonoridad del nombre que buscas crear.
Las partículas tienen sus categorías, pero algunas, no todas, pueden hacer las
veces de prefijos, de sufijos o de interfijos, como también de raíces/base/etimón. Eso
depende del lugar y de la posición que ocupen en la arquitectura morfológica del nuevo
nombre.
Estaba tentado a escribir al lado de cada una de estas partícula - en griego,
“partícula” es “morion”, o “meris” - su sentido y “significado”.

162

“Sentido” y “significación” son dos aspectos muy distintos de la semántica de un
nombre. El sentido es un potencial que aguarda en lo profundo de las palabras, mientras
que la significación es un mero vestido del cuerpo semántico. Obviamente, las partículas
tienen un sentido y múltiples significaciones colaterales.
A veces, el sentido se desconoce y sin embargo, algunas significaciones están
ventiladas por diversas fuentes a través de grandes períodos de tiempo, pues hay épocas
de la historia en las cuales está presente en el uso de los nombres personales una
significación, mientras que en otras, está ausentes.
Según el código universal de las lenguas naturales, que he presentado en detalle
en este escrito, el sentido profundo es el único tronco del árbol de las lenguas, donde el
mínimo número (8) de sones y sonidos crean partículas universales de formación, más
allá de las separaciones naturales en ramas de lenguas. El sentido es el mismo tronco del
árbol invertido de las lenguas. Sus raíces beben y extraen su savia de los 23 principios
universales que ventilan 120 elementos operativos en cada una de las lenguas naturales
del árbol de las lenguas. Muchas son las fuentes de las lenguas que éstas partículas
comparten: la tierra de Persia, las Ínsulas de Romanía, la tierra de los árabes, la Gaula,
Roma, Grecia, la tierra de los galeses, los turcos de Constantinopla, los gitanos con su
lengua romaní y sus “negocios de Egipto” y tantas otras ínsulas, pueblos y ciudades que
llenan el saco de los nombres con un sinnúmero de partículas, bases y raíces, prefijos,
infijos y sufijos que son ladrillos y argamasa de los muros que forman este gran castillo
onomatopoiético de El Amadís y de su hijo literario el texto de las Sergas de Esplandián.
Con sus hojas, flores, frutos y semillas reflejadas en las lenguas, en las palabras,
en el habla, en la jerga, en la poesía, o en la literatura, hojas, flores, frutos y semillas de
este símil vegetal, el árbol es un verdadero logodéndron.
Finalmente he decidido que es necesario hacer una tabla separada del sentido y
de las significaciones y dejar esta lista, tal cual se encuentra, como un testimonio, o
constancia, de la existencia en El Amadís de todo este rosario de sonoridades.
El aspecto austero de la lista posee más valor que el saber o el ignorar el sentido y
las múltiples significaciones de algunas de estas “partículas”.
*
Garci Rodriguez de Montalvo re-fundió el texto de El Amadís y completó sus
cuatro libros con las Sergas de Esplandián
. Sin embargo los nuevos nombres de personajes y lugares que aparecen en las
Sergas, comparados con los nombres de El Amadís, son algo sosos, algunos disonantes,
otros híbridos, y la mayoría mezclados en una suerte de cóctel más bien paródico que de
gesta romántica. Las Sergas ha sido un texto muy criticado, pero lo peor que se ha dicho
son las palabras que muestran la opinión de Menéndez Pelayo.
Este acusa injústamente a Montalvo de escribir un texto confuso estructuralmente,
con un estilo rocambolesco y llega hasta a acusarlo de autoplagio de muchos episodios de
El Amadís. Menendez Pelayo finaliza sus invectivas con un broche de oro, y declara que
las Sergas, como también el libro IV de El Amadís – son “el estéril parto de la
imaginación cansada de un viejo”. (Véase Marcelino Menéndez Pelayo, Orígenes de la
Novela, I, Madrid, Bailly-Baillière, 1925)

163

Yo tengo mis motivos para no emocionarme demasiado con los nuevos nombres
(Liota, Valladas, Radiaro, Parmineo, Penatrio, Macortino, Leonato, Jantinomela,
Carpineo, etc) pero jamás llegaría a insultar de esa manera tan personal a un escritor,
como lo hace este Don Marcelino . . .
A Mozart tampoco le llegó a gustar su nombre de pila Theophilus -“Amado de
Dios” y en una visita a Italia, en su juventud, lo cambia por Amadeus – “El que ama a
Dios”. Además de Wolfgang, Mozart tenía otros dos nombres – Johann Chrysostom (el
nombre del santo Juan Boca de Oro).
Me entero de eso, pues no lo sabía, por mi hija adolescente que repasa en voz alta
las clases de música al lado mío, en la noche. Leopoldo, el padre de Mozart, estaba muy,
pero “muy” aficionada a mostrar el talento precóz de Mozart y de su hermana-pianista
Maria- Anna, o “Nannerl”. “¡ A quien se le ocurre llamar a una niña “Nannerl” –
comenta ofuscada mi niña, y atrae así ¡mi atención! . . . Ciertamente . . . Los pobres niños
se enferman en 1793, en Holanda, después de sendos conciertos en Munich, Augsburg,
Mainz y Frankfurt, hacia Paris, por cinco meses, y luego a Londres, por quince meses,
donde traban amistad con el hijo de Bach, J C Bach.
San Juan Crisóstomo es el santo de los exiliados y de los predicadores.
*
Entramos, vosotros en puntas, y yo de una rodilla en tierra, en la fragua
onomástica del autor de El Amadís:
1. A
2. ABD
3. ABR
4. AD
5. AINA
6. AIS
7. AL
8. ALB
9. ALLA
10. AM
11. AN
12. ANA
13. AND
14. ANDA
15. ANDR
16. ANJ
17. ANO
18. ANT
19. ANTE
20. ANTES
21. APA
22. AQUE

164

23. AR
24. ARC
25. ARD
26. ARG
27. ARQ
28. ART
29. ARTE
30. AS
31. ASTA
32. AUS
33. AZA
34. BA
35. BAD
36. BAL
37. BAN
38. BAR
39. BEL
40. BER
41. BERT
42. BIS
43. BO
44. BOI
45. BON
46. BOR
47. BRA
48. BRAD
49. BRAG
50. BRAM
51. BRAN
52. BRAND
53. BRI
54. BRO
55. BROC
56. BRON
57. BRU
58. BUL
59. CAD
60. CE
61. CED
62. CAL
63. CAN
64. CAR
65. CARD
66. CARS
67. CE
68. CED

165

69. CEND
70. CI
71. CIAN
72. CID
73. CIEL
74. CIL
75. CLAR
76. CON
77. COR
78. CORN
79. CROM
80. CU
81. CUA
82. CUR
83. DA
84. DAB
85. DAD
86. DAG
87. DAJ
88. DAL
89. DAM
90. DAN
91. DAND
92. DAR
93. DAS
94. DEL
95. DEN
96. DER
97. DES
98. DEV
99. DIEL
100.
DIL
101.
DIN
102.
DIO
103.
DIR
104.
DOC
105.
DOI
106.
DOL
107.
DON
108.
DOR
109.
DRA
110.
DRE
111.
DRI
112.
DRO
113.
DRU
114.
DUR

166

115.
116.
117.
118.
119.
120.
121.
122.
123.
124.
125.
126.
127.
128.
129.
130.
131.
132.
133.
134.
135.
136.
137.
138.
139.
140.
141.
142.
143.
144.
145.
146.
147.
148.
149.
150.
151.
152.
153.
154.
155.
156.
157.
158.
159.
160.

E
EL
ELI
EN
ENO
ENTE
EO
EOS
ES
ESA
ETA
FA
FAB
FAL
FAM
FAN
FEL
FEN
FES
FIL
FIN
FLOR
FON
FUR
GA
GAD
GAL
GALT
GAN
GAND
GAR
GAS
GAV
GAZ
GER
GEZ
GID
GIL
GIS
GO
GOM
GON
GOR
GRA
GRAD
GRAJ

167

161.
162.
163.
164.
165.
166.
167.
168.
169.
170.
171.
172.
173.
174.
175.
176.
177.
178.
179.
180.
181.
182.
183.
184.
185.
186.
187.
188.
189.
190.
191.
192.
193.
194.
195.
196.
197.
198.
199.
200.
201.
202.
203.
204.
205.
206.

GRAN
GRAS
GRI
GRIN
GRIND
GRIS
GRO
GRU
GRUM
GUES
GUI
GUIN
GUND
GUR
HELI
HEM
HIR
I
IA
IAN
ID
IDO
IA
IF
IL
IMA
IN
INA
IND
INDA
INTO
IS
ISA
JA
JAF
JAN
JAR
JAST
JEL
JUL
KENT
LA
LAC
LAD
LAN
LANC

168

207.
208.
209.
210.
211.
212.
213.
214.
215.
216.
217.
218.
219.
220.
221.
222.
223.
224.
225.
226.
227.
228.
229.
230.
231.
232.
233.
234.
235.
236.
237.
238.
239.
240.
241.
242.
243.
244.
245.
246.
247.
248.
249.
250.
251.
252.

LAS
LAT
LAY
LE
LECH
LEO
LES
LETA
LIA
LIB
LIC
LIM
LIN
LIND
LIS
LIV
LOD
LOIS
LOT
LUV
MAB
MAC
MAD
MAN
MAND
MAR
MAT
ME
MEN
MEO
MER
MIG
MIR
MON
MOR
MOS
MOT
NAN
NAND
NASC
NEL
NEO
NI
NIC
NIL
NOL

169

253.
254.
255.
256.
257.
258.
259.
260.
261.
262.
263.
264.
265.
266.
267.
268.
269.
270.
271.
272.
273.
274.
275.
276.
277.
278.
279.
280.
281.
282.
283.
284.
285.
286.
287.
288.
289.
290.
291.
292.
293.
294.
295.
296.
297.
298.

NOR
NOS
O
OD
OID
OL
ON
ONA
ONIA
OR
OS
OTA
OTE
PAL
PAN
PAT
PER
PIC
PIN
POL
QUE
QUI
QUIL
QUIN
QUIS
RAB
RAS
ROC
REA
RIO
RO
ROQ
SA
SAP
SAD
SAP
SAG
SAL
SAN
SAR
SCIND
SCLAV
SE
SEL
SEN
SEO

170

299.
300.
301.
302.
303.
304.
305.
306.
307.
308.
309.
310.
311.
312.
313.
314.
315.
316.
317.
318.
319.
320.
321.
322.
323.
324.
325.
326.
327.
328.
329.
330.
331.
332.
333.
334.
335.
336.
337.
338.
339.
340.
341.
342.
343.
344.

SER
SERP
SI
SID
SIL
SIM
SIN
SIND
SIS
SIU
SOL
SOR
SPLAND
STA
STAN
STOY
TA
TAD
TAF
TAJ
TAR
TAS
TE
TEB
TENEBR
TES
TER
TIERR
TAD
TAL
TIL
TIM
TIN
TOL
TRA
TRAN
TRAV
TRE
TRI
TOR
TRO
TROS
TUR
TYR
U
UIS

171

345.
346.
347.
348.
349.
350.
351.
352.
353.
354.
355.
356.
357.
358.
359.
360.
361.
362.
363.
364.
365.
366.
367.

UL
UMBA
UN
UR
URG
US
USA
UTH
UVA
UZ
VAD
VAL
VALL
VAN
VEG
VEN
VER
VIN
VIS
VOR
VOY
ZA
ZAR


Epílogo
Sospecho y descubro que estoy divagando: también supongo que un lector
tentado a leer un libro tan aparentemente pesado como lo es El Amadís, tiene que ser hoy
día, algo más que curioso.
Ahora entiendo la razón por la cual Cervantes se dirige al lector de El Quijote con
la expresión curioso lector: es que tiene que ser verdaderamente curioso aquel que, por
soledad, o por mero turismo literario, salpicado con la nostalgia de la sagrada erudición,
llegue a osar, a aceptar, y a pasar, por esta prueba del arco de los leales amadores.
La lectura atenta de un libro como El Amadís esconde grandes sorpresas y trae
muchos regalos.
He escrito este texto con el deseo de producir un aire de familiaridad con los
personajes y aconteceres mágicos de este libro llamado Amadís de Gaula. Se que hay
buscadores, y entre todos ellos, algunos se van a dignar a entrar al espectáculo de sus
misterios.

172

Entre los buscadores hay gente que lee, los veo en el metro. Eso es como una
nekyia: una verdadera bajada a los undergroud, en el sub-way, al mundo subterráneo de
los mitos de antaño.
Perdidos en sus libros, hundidos en las aguas de este lago ferviente que es la
lectura, son personajes del diario convivir que parecen de otro mundo, seres de otro
planeta, en el pasar fúlgido de las paradas y estaciones del metro, cada una con su bello
nombre, enfilándose como las cuentas en un rosario. “Tengo que bajar” – “¿Baja usted?”
- y el libro se cierra, hasta una otra oportunidad . . .
El que va a leer este texto sobre el origen y creación de los nombres, sin antes
haber leído El Amadís tiene un lago de sentimientos encontrados: se le ha dicho como
han sido fraguados los personajes enteros, no solamente sus nombres.
Este sentimiento de complicidad es distinto en aquel que ha leído ya el libro, pero
no se puede comparar con la esplendida cualidad del deseo de leer algo que ya he
conocido, algo que ya he entendido.
El sentimiento de intimidad y acceso, tan parecido a la sensación de
compartir momentos preciosos con un ser amado, es brillante y resplandeciente: en la
onomatopoiésis se le llama momento de crisoledad . . .
Cuando el rey Lisuarte pregunta a la doncella mensajera de Urganda por el origen
y causa de aquella música, o “de quién fiziera aquel dulce son que de noche avían oído”
(SE, XX), la joven dijo:
“Mi señor, yo le fize con un estrumento de que mi señora mucho se paga, el cual
siempre conmigo trayo porque la misma dolencia de vuestra donzella me faze que muy
poco duerma, y por no dar tanto lugar al pensamiento que el seso turbe, tomo por
remedio de me consolar con aquello que oísteis”.
Tal vez sea este el más grande secreto de la lectura de estos textos tan
complicados.
Escucha, oh, querido lector, en el alba, escondido en tu cueva de Montesinos, la
música celeste de la Urganda, la Desconocida . . .
En el episodio de la Cueva de Montesinos, del capítulo XXIII de la segunda parte de El
Quijote, el personaje venerable que encuentra nuestro héroe lleva en la mano un rosario
que Cervantes describe así:
“ no traía arma ninguna, sino un rosario de cuentas en la mano, mayores que medianas
nueces, y los dieces [o sea los misterios] asimismo como huevos medianos de avestruz; el
continente, el paso, la gravedad y la anchísima presencia, cada cosa de por sí y todas
juntas , me sorprendieron y admiraron.
Llegóse a mí, y lo primero que hizo fue abrazarme estrechamente, y luego
decirme:
– Luengos tiempos ha, valeroso caballero Don Quijote de la Mancha, que los que
estamos en estas soledades encantados esperamos verte para que des noticia al mundo
de lo que encierra y cubre la profunda cueva por donde has entrado, llamada la cueva de
Montesinos: hazaña sólo guardada para ser acometida de tu invencible corazón y de tu
ánimo estupendo. Ven conmigo señor clarísimo; que te quiero mostrar las maravillas que
este transparente alcázar solapa, de quién yo soy alcaide y guarda mayor perpetuo
porque soy el mismo Montesinos, de quién la cueva toma nombre.”

173

El rosario de Montesinos es el rosario de los nombres que en este escrito hemos
revelado, con sus cuentas prefijos, infijos y sufijos y sus misterios – raíces, base/etimón –
tan necesarios para entender la fragua onomatopoiética de la aparición de tantos nombres
de islas, lugares, montañas y personajes de El Amadís y de las Sergas de Esplandián.
Apenas le dijo Montesinos quién era, el caballero le pregunta “si fue verdad lo
que en el mundo de acá arriba se contaba, que él había sacado de la mitad del pecho, con
una pequeña daga, el corazón de su grande amiga BELERMA (BEL- ERM – A), como
él se lo mandoó al punto de su muerte.”
La base BEL aparece en el nombre de Amadís BELTENEBRÓS y ERM es una
partícula etimón equivalente a la palabra griega HERMA –“piedra”.
El sentido de BELERMA es “Piedra Hermosa” es decir “bello secreto”, misterio
hermético y guardado en esas historias de nombres y hechos ejemplares.
Por ello vale la pena leer hoy El Amadís y Las Sergas de Esplandián.
*

174

ARQUISEMAS
Raíces, Bases, Etimones y Radicales
de los Nombres Propios
La Lengua Universal
ONOMATOPOIÉSIS

En ONOMATOPOIÉSIS,
llamamos ARQUISEMA a una partícula universal de composición semántica
Gr. Arqui – “primordial”
Gr. Sema – ”sentido”
SARGIL: SAR – GIL, donde GIL es GAL – El Blanco, El Brillante, El
Esplendoroso, el escudero de Esplandián

175

Los arquisemas son módulos de formación onomatopoiética que cargan un
sentido primigenio en la composición morfológica de los nombres de persona. He
aquí ciertos nombres y apelativos que aparecen en las Sergas de Esplandián, y sus
arquisemas en de-construcción, mostrados en negritas. Los demás elementos de
composición son prefijos, infijos y sufijos onomatopoiéticos. Un nombre propio
debe tener al menos un arquisema, pues no se puede presentar como formado por
solo prefijos, infijos y sufijos. A la vez, puede tener dos, hasta tres arquisemas,
casos que no son frecuentes (véase FAMÓNGOMADÁN [FAM – ON – GO –
MAD – AN], por ejemplo):
































AMBOR: AM – BOR:
FRANDALO: FRAN – DAL - O
LIBEO: LIB - EO
TALANQUE: TAL – AN - QUE
MANELI: MAN - ELI
LEONORINA: LE - O – NOR - INA
ALBADÁN: AL – BAD - AN
ALFARÍN: AL – FAR - IN
ALFORAX: AL – FOR - AX
ALMENO: AL – MEN - O
ANFIÓN: AN – FIÓN
ARGALIA, Ínsola cecana a California: AR – GAL - IA
ARTIMATA: AR – TIM - ATA
ATALIO: A – TAL - IO
BELLERIZ: BEL[L] – E - RIZ
BRAMATO: BRAM - ATO
BRASCELO: BRA – SCEL - O
BRESCA: BRES – CA (BRES es variante de BRAS)
CALAFERA, Ínsola: CAL – A - FER - A
CALAFIA: CAL - AFIA
CALFENO: CAL – FEN - O
CARINEO: CAR – I - NEO
CESONIA: CE – SON - IA
CULSPICIO de Bohemia (cuando aparece la Bohemía, o Persia la
información tiende a sugerir el origen gitano-romaní del nombre): CUL –
SPIC - IO
ENFENIO de Alemaña [sic]: EN – FEN - IO
FALAMENO: FAL – A – MEN - O
FALANDIA: FAL – AN – DRI - A
FALARNO: FAL – ARN - O
FARZALINA – villa del señorío de Persia, cercana a Galacia , (SE, 114):
FAR – ZAL - INA
FINETOR: FIN – E - TOR
FORNACE (de “fornax”, furnal, athanor, crisol): FOR – NAC - E
GALACIA: GAL – A - CIA
GALAÍN: GAL – A - IN

176






































GALAOR: GAL – A - OR
ADROÍN: A – DROÍN (DROÍN es variante de DRUM, DROM)
GALBIÓN: GALB – I – ÓN (GALB es un arquisema que posee el sentido
de “brillo”, “amarillo gualda”, de allí “galben” – amarillo oro en rumano,
y el garbo español
GALFARIO (ver mal -“fario”): GAL – FAR - IO
GALMÉNEZ: GAL – MEN - EZ
GALTERNA: GAL – TERN - A
GARAMANTE: GAR – A – MAN - TE
GRAFIÓN: GRAF – I – ÓN (GRAF posee el sentido de “garra”, “garfio”
GRIGENTOR: GRI – GEN - TOR
GRODONÁN: GRO – DON - AN
GUIL el Bueno y Preciado: GUIL (equivalente a WIL, BIL)
HANDRO: HAN – DRO (HAN, equivalente a CAN)
HELETRIA: HEL – E – TRI – A (HEL es equivalente a GEL, GAL)
HELIAXA: HEL – I - AXA
HELIÁN el Loçano: HEL – I - AN
JANTINOMELA: JAN – TI – NOM – ELA (JAN equivalente a GAN)
LEONATO: LEON - ATO
LICORAN de la Torre Blanca: LIC – OR - AN
LIOTA: LIOT – A (LIOT equivalente a LID, LUD)
LIQUIA: LIQ – U – IA (LIQ equivalente a LIC)
MACORTINO: MAC – OR – TIN - O
ECBATANA: EC – BAT - ANA
ARMATO: AR – MAT – O (AR equivalente a OR y MAT equivalente a
MAD de A – MAD - IS)
MILÓN: MIL - ON
ORIANA “la Sin Par”: OR – I - ANA
PARMINEO: PAR – MIN - EO
PENATRIO de España: PEN – A - TRIO
RADIARO: RAD – I - ARO
SAMASANA: SAM – A – SAN – A (SAM y SAN son los mismos
arquisemas)
SARDAMIRA: SAR – DAM – IRA
SARGIL: SAR – GIL, el escudero de Esplandián
SOLÍSEA: SOL – I - SEA
TARTARIO: TAR – TAR – IO (la reduplicación es un énfasis)
TÉNEDON: TEN – E – DON
TRÍMOLA: TRI – MOL - A
TRION: TRI - ON
VALLADAS: VAL[L] – a - DAS
VINDELISORA (Windsor): VIND – IL – IS - ORA

Los arquisemas son elementos espectaculares, pues representan los abalorios de
este rosario de los nombres propios, y el material de la fragua del creador del texto.

177

Ellos poseen variantes finitas: se respeta una ley estricta de variación fonémica,
fonética y fonológica válida en onomatopoiésis. Cada uno de los arquisemas posee un
sentido simple relacionado con los diez mundos o esferas semánticas:
 El Mundo de la Luz
 El Mundo del Agua
 El Mundo de la Piedra
 El Mundo de la Madera
 El Mundo Animal, o del Fuego
 El mundo Hominal, o de los Humanos
 El Mundo del Sueño
 El Mundo del Cambio
 El Mundo del Nacimiento y de la Muerte
 El Mundo del Retorno
Todos estos mundos o esferas semánticas producen, generan y construyen una
infinidad de nombres propios en cada una de las lenguas naturales. Para comprender el
sentido arquisémico de un nombre de persona, antes que todo se debe de-construir el
cuerpo del nombre para aislar los elementos de formación, vale decir los prefijos, los
infijos – si acaso ocurren estar – los sufijos, y lo que es más importantes, las
bases/etimón,/raíz – los propios arquisemas. Luego, hasta la comprensión del sentido
del nombre no hay más que un paso . . .
Análisis onomatopoiético de la partícula - ARQUISEMA –
GRI
El GRIAL, con sus variantes GRAAL y GRAIL es un objeto ritual, el cáliz del corazón,
lugar del alma.
Sin embargo, en España la palabra es más que familiar: desde el siglo XIII hay
noticias de su presencia en el habla popular: se dice grial para nombrar cualquier
“escudilla”: es la palabra catalana greala (en cat. arcaico gradal, fem. 1010) oc. ant.
Grazala, fr. ant. Graal, id.
Anota Corominas lo siguiente: “Aunque la leyenda del Santo Grial se propagó
desde el norte de Francia, el vocablo es anterior y procedía del Sur de este país y de
Cataluña, donde todavía designa utensilios de uso doméstico.”
Con ello voy a creer que el Grial es el nombre de un trasto de cocina, y el Quijote
con su bacía como yelmo, me lo confirma.
En GRIAL: Gri – Al
CRISOL: Cri, (variante de “Gri”) – Sol – “Luz Solar”, donde SL es variante de GR. El
“crisol” es una “copa ritual”, un Cáliz – donde CAL es variante del módulo GR, GAR.
La COP – A es un recipiente tipo COP – ELA –“vaso donde se ensayan y purifican los
metales”, relacionado con nuestro GRI – AL por el término CRI –SOL, recipiente de los
orfebres.

178


El GRIAL, la Copa, el Cáliz . . .
No es casual el que el jeroglífico egipcio para designar al corazón era una copa y
el as de corazones de las cartas es as de copa.
GRAAL: El Santo Graal de la literatura medieval, es un objeto ritual que
continúa la tradición de otros dos objetos – talismán de la religión céltica y druida: la
caldera de DAGDA y la copa del soberano, el Cáliz del Rey.
C.G. Jung describe acertadamente el sentido del Grial: es la sublime perfección
espiritual buscada desde siempre por los seres humanos.
La búsqueda del Grial inaccesible es la aventura espiritual de los que se embarcan
en la nave del Holandés Volador, The Flying Dutch.
El Grial es un UFO – Unidentified Flying Object: Un Objeto Volador noidentificado – un OVNI. Pues vuela en nuestros cielos interiores . . .
Necesitamos de un Platillo Volador, de un Flying Saucer.
Ello explica el curioso hecho de que este objeto milagroso aparece a veces en la
forma de un plato cóncavo, una pátera, como una suerte de tímbalo, una bacía parecida
a la que don Quijote usa para su cabeza, como yelmo, en rum. coif (que guarda el radical
COF, COP – de “copa”), lat. cofea, (COF).
Ese plato es llevado, en la tradición celta, por una virgen. En las leyendas de la
mesa redonda, el GRAAL tiene el poder de ofrecer a cada uno de los miembros de la
Mesa, su “comida”, una comida que no es sólo el pan del cual se alimentan los humanos.
Es como el cuerno de la abundancia mística del silencio.
Entre los regalos del GRIAL, GRAAL, hay tres, muy especiales: el don de la
vida, el don de la iluminación mística, y el don de la fuerza invencible. Relacionado con
CRISTO (GRA - GRI –CRI), el Graal, Grial representa la sustancia-esencia (gr. ousia) de
la sangre de Cristo, pues es el recipiente que José de Arimathéa guarda debajo de la cruz,
para que la sangre de la herida hepática provocada por un centurión romano, sea
recolectada, como si fuese una savia de un árbol de caucho, herido por el machete.

179

Cada vez que veo a esos garimpeiros del caucho de Brasil – hoy casi no hay
árboles de caucho, pues el tesoro ha sido diezmado por el abuso - me recuerdo de José de
Arimathéa y del Grial. El Grial es el Cáliz (rum. potir, o sea pote, lat. pátera – “copa, o
platillo ritual de libación”)
“Patena” es una antigua palabra que designa el platillo de metal en el cual se
pone la hostia, y significa literalmente “pesebre” del gr. phatne - el corral donde el niño
Jesús estaba, cuando recién nacido, rodeado de los animales.
El pesebre es la metáfora del cuerpo humano donde el Ser se encuentra sobre un
lecho de paja, en el centro mismo de este espacio consagrado. El pesebre es una especie
de cajón donde comen las bestias.
El español tiene nombres para pesebres bajos (el pesebrejo – que es un pesebre
pequeño) y también para pesebres altos. Esos tíos, - digo los españoles - son
verdaderamente graciosos: tener el pesebre alto es una expresión que informa de una
situación económica precaria, ¡para no decir “de escasez”!
Con ello resulta que el hambriento ¡es un animal!
Y, a propósito de las bestias: ¿Qué es una “hostia”? Es más, debo preguntar “Qué
es la hostia” y no “Que es una hostia”. Ya sabemos – “hoja redonda y delgada de pan sin
levadura” (ácimo – gr. a-zymos, “sin levadura”. La levadura es imagen del deseo erótico
y por ello la “hostia” ¡!) Ese pan se consagra en la misa y luego se procede a comulgar, o
compartir.
No está fuera de lugar recordar aquí una de las más jocosas expresiones
castellanas que tiene como protagonista a la hostia: un día abro la nevera y al no
encontrar un huevo que había guardado allí para comerlo frito en el desayuno, le pregunté
a mi mujer: “¿Dónde está el huevo que allí dejé?”Rauda y veloz, la esposa me responde
sin pensar:
“¡Está más metido que la hostia!”
Esas palabras me dejaron con la boca abierta. De inmediato se me vino en la
memoria la imagen de la metedura de hostia en la boca de los creyentes. Pero hubo en
Francia un tiempo en el Medio Evo, cuando el sacerdote ponía la hostia en la punta de un
palo y así, desde lejos, se la metía en la boca a los parias, gitanos cristianizados, que en
aquellos tiempos, aunque no se llegaba a negárseles la propia hostia, se les consideraba
impuros. “Comulgar” es dar o recibir la sagrada comunión (eso tiene su enseñanza y su
sentido místico-erótico, tipo tantra y kama-sutra, pues significa no permitir que el deseo
sobrepase los niveles naturales del encuentro amoroso) – lat. “communicare” – o sea
“comunicar”.
La sagrada comunión es un eufemismo de un encuentro secreto del diario
convivir. Los árabes denominaron la “reunión” con la palabra yamaqa de yamaq – “unir”
y “reunir” y palabra que ha dado el nombre a la “cama de viento” – la hamaca, aunque
algunos creen que es palabra taína de Santo Domingo, o de los indios caribes. Los indios
de Venezuela la llaman maca (metátesis de cama) y también chinchorro.
Por primera vez, parece que es el italiano Pigafetta (el que escribió el diario del
viaje de Magellan, o Magallanes), quien la nombra, en 1519 como amache, Poleur como
hamaca, en 1955, y Bouton, en 1640 como hamat. Albert Dauzat dice que es término
español, hamacu, del Caribe, con su derivado jamaquear – “mecer”.

180

La hamaca de marinero se llama coy – del neerl. Kooi - “cama de a bordo“, antes,
“corral de ovejas”.
Dice Corominas que viene del latín cavea – “corral”, lo que me relaciona el
término con el “pesebre”.
En fin, no termino de maravillarme con la creación (y no invento) sagital de la
hamaca: suspendida entre dos postes, o troncos de árboles, una hamaca hace invisible al
que allí reposa en comunión consigo mismo.
La hamaca es una cama móvil, y es en it. mobile, como una mujer (la donna è
mobile). Este es el primer verso de la canción del duque de Mantua, enamorado de Gilda,
el bufón Rigoletto, en la opera Rigoletto de Verdi (acto IV). La estrenaron en 1851, cien
años antes de que yo naciera, por ello lo recuerdo.
El término – “reunión” es también el origen de la palabra amalgama, con sus
antiguas variantes – algama, algamala, algamana, y almagala, que procede de este
término árabe. El francés tiene el mismo algame.
La comunión es un “sacramento”, o sea algo secreto que se tiene que entender y
comprender, no solo un ritual, es comprender algo que es común a todos, vale decir el
deseo. Me hace sonreír la base/raíz/etimón MULG, de “co- MULG – ar” y de “pro –
MULG – ar”, pues su sentido arcaico es apretar las ubres de la vaca, o de la cabra, para
sacar la leche.
Pero aquí hay un error de oído, pues comulgar nada tiene que ver con MULG –
“ordeñar”, figurativamente “aprovechar”, o “aprovecharse” , lo que no estaría muy lejos
de los predios eróticos.
Antiguamente se decía correctamente, en español – comungar, en el siglo XIII, y
luego se transformó en co – mulg – ar, una mera inadvertencia o pronunciación cómoda.
Ahora que hablo de eso me doy cuenta que lo que digo no es cierto: en la variante antigua
comungar se trata de casi lo mismo - de MUNGERE, término que ostenta el radical
MUNG – que significa “chupar”, “apretar”, un proceso parecido al ordeño. De allí
“emuntorio” – lugar por donde se estrujan las excreciones en el cuerpo humano, como
axilas, ojos, nariz, orejas, etc.
Proviene ese término del lat. emunctus, participio pasado de emungere – “sonar
la nariz”, “limpiar de mocos”, etc., digamos decentemente, excretar. En el sánscrito es
CRIYA – o sea “limpiar” con el mismo radical CRI. Un emulgador (E – MULG –
ATOR) es un “emulsionante”, una sustancia química usada para obtener emulsiones,
como caseína, colesterina, el jabón, etc.
MULG - Var. MURG (rum. Caballo que tiene la cola y la crin de color negro). Otra
palabra rumana que tiene la base MURG es amurg – el lubrican o crepúsculo. (A –
MURG).
Definitivamente, el MURG, MORG, MARG es un radical relacionado con la
oscuridad, la negrura y la sombra. El esp. murga (lat. amurca) es el nombre del alpechín
– del mozár. PECH – alquitrán, (rum. catrán), azufre. En lat. PIX, PICIS – “pez” con el
sufijo romance –in. Véase rum. zgura, catrán, smoala. (de color negro), rum. funingine –
hollín, tizne, fulígine, o sea nebuloso, oscuro pues fulígine es “niebla”. El alpecín es “un
líquido oscuro y fétido que sale de las aceitunas cuando están apiladas antes de la
molienda, y cuando, al extraer el aceite, se las exprime con auxilio del agua hirviendo.”
(DRAE).

181

Véase MORGANA (Morg – ana – la hermana de Merlín el Mago, bruja y
hechicera. También el caso de SIMURG, “el pájaro - treinta pájaros” de los persas, rey de
las aves.
MALG - ver “amalgama”. Var. MARG (ej. Reina Margot)
El caso del nombre de la perla -MARG – AR – ITA, no es paradójico, pues se
trata del nombre de la perla negra – MARG, gr. margarites – “perla”. El ár. MARGAN,
relacionado en los diccionarios etimológicos con (fata) morgana, es el nombre del coral,
rum. margean, con la misma base MARG.
La luz terrestre es luz negra. De allí el gr. melanina y melanos.
El mismo nombre del color negro ostenta el arquisema NGR, NAKAR – “luz
negra”, “luz terrestre” – MEL. (gr. melanos).
El fr. y rum. BRUN – “negro”, es en realidad BLAN – o sea “blanco” ¡! De nuevo
un oxymoron ¡! ¿Qué es un oxymoron? Es una figura de estilo, retórica: “combinación en
la misma estructura sintáctica de dos palabras o expresiones de significado opuesto, que
originan un nuevo sentido, p. ej. un silencio atronador.” No es casual que el arap, harap,
negroide, termino turco para “negro” sea una palabra con el radical RP, el mismo LB de
blanco – lat. albus. Véase el nombre HARAP-ALB de un héroe popular de las leyendas
rumanas, el Negro-Blanco ¡! ¿Recuerdan la planta moly de la Odisea? Es aquella
mágica planta que salvó a Odiseo de ser transformado en puerco, como todos sus
compañeros. He aquí su historia:
Había un gigante llamado Picóloo (gr. Pikóloos). En la batalla de los gigantes
contra los dioses, Picóloo huyó hasta la isla de Circe, y trató por la fuerza de expulsar a la
Gran Maga. Pero el Sol (Hélios) el padre de Circe (el sentido del nombre Circe es
“halcón“) mató a Picóloo. De la sangre de Picóloo nació la hierba moly; esta planta era
blanca, pero tenía la raíz negra: la sangre del gigante era oscura como la noche. MOLY
es un nombre construido por apócope: se compone de MaurOs – “negro”y de LeYkon –
“blanco”, una unión de dos estados complementarios. Su estado arquetípico le daba,
precisamente, el poder de conjurar todo encantamiento de Circe.
Uno de los más bellos nombres de isla es el nombre de la morada de Circe,
la encantadora: ¡Eea!
Es la misma idea paradójica del término gr. oxymoron: tonto – sabio, o sabio –
tonto (moron –“loco” y oxy – “agudo” , “inteligente”.
MELG – Var. MERG
MILG – Var. MIRG
MOLG – Var. MORG.
Véase MORG - ANA
Promulgar (con pro y mulg) una ley de impuestos públicos es como un proceso perverso
de ordeñar, los políticos, al inocente pueblo - “publicar una ley o proyecto de ley”.
El ordeño (MULG) es legal, pero es un trasquilar de la lana de los pobres
labradores y trabajadores.
No por casualidad “lana” significa en la jerga coloquial, en español –
“dinero”.
*

182

Regreso, con júbilo de los buscadores, al Santo Grial, la Copa por excelencia. En
ella se guarda la sangre de Cristo, el cáliz litúrgico.
Es tradición que el Grial se haya usado en la Ultima Cena, por el propio Jesús Cristo. El momento, instante sin duración, es crucial: el Maestro ofrece los dones de la
transmisión, carismas y poderes, a todos y a cada uno de sus discípulos, incluso a Judas:
hacer que los ciegos reciban de nuevo la vista, levantar los muertos, acallar con imperio
las olas de las tempestades en el mar, caminar sobre las aguas, transustanciar el agua en
vino, multiplicar panes y peces, etc. Los mismos poderes y carismas que el maestro ha
demostrado tener y usar en pro de los desamparados, de los enfermos, de los olvidados.
Viene a mi memoria el término COFA (variante sonorífera o fonosémica de COPA). La
COFA es “meseta, o “nava” colocada horizontalmente en lo alto de un mástil. En rum. la
misma palabra: cufar – (raíz CUF), caja de guardar cosas, el mismo esp. cofre – en gr.
kophinos, (KOPH). Me recuerda al vigía (veedor) Rodrigo de Triana, de Colón, que
avistó en el horizonte la tierra de la isla Guanahani, llamada hoy San Salvador, cerca de
la isla de Juana, el nombre que Colón dio a Cuba.
COFA viene del cat. cofa, y éste del árabe quffa – “canasto”, por comparación
con el tejido de cuerdas, en forma de red, como se hacían las cofas de los navíos antiguos.
Eran los piratas catalanes del Mediterráneo los que llamaron así a la nacela del
Palo Mayor, usada para propósitos poco rectos, para avistar a las naves que luego,
atacaban. ¡Ay, ay ay! – Esos catalanes . . .
Variantes de GRI: CRI, CUR, CAR, CER (véase esp.“cera”, material de las velas
de luz) CIR (aquí el fr. CIRE es evidente un portador del origen CER, este último el
mismo que el esp. “cielo”, en rum. “cer”, lat. “coelum”, zona brillante y luminosa del
espacio superior.
El término rumano RUG significa “hoguera”, lugar de brillo ígneo y ardiente.
ARD es una partícula presente en el nombre propio ARDIAN, el enano escudero de
Amadís de Gaula (“Gaula” – “la Blanca”, “Galia”, gr. “gala” – leche, blancura, esp. “cal”
– cal blanca. El mismo lat. ALBUS, donde el elemento CR se intercambia con LB, la luz
celeste, CR. RC aparece como luz humana LB, BL.
La Luz Cósmica se manifiesta en tres planos:
• Celeste
• Terrestre
• Humano

183

El Kanji –Ideograma chino WANG –“Rey” es la unión de los tres trazos horizontales, los
tres niveles, o los tres planos, por el trazo vertical que representa al “rey” – un ser
humano que une los tres mundos de la luz.
La Luz Celeste se expresa a través de la partícula (con sus variantes y variaciones):
GRI
La Luz Terrestre se expresa a través de la partícula (con sus variantes y variaciones):
MEL
La Luz Humana se expresa a través de la partícula (con sus variantes y variaciones)
BEL
GRI, MEL, BEL son tres partículas que encontramos en variados nombres
propios, y en cada uno sugieren la idea de un brillo, esplendor o resplandor de categorías
distintas.
Aparece en el nombre propio MELANTHOS: MEL – ANTH – OS, es decir “Mel
- Anthos” – “Flor” (gr. Anthos) y Mel – gr. “melanos” - “negro”, “negra”; Ej. gr.
“melancolía” – “humor- negro”
MEL: en el gr. MEL – AN – OS – “negro”, “oscuro”, “opaco”, “sombrío", MURO –
“pared” (que da sombra), MORA – fruto salvaje de color negro que les encanta a los
osos, rum. “mura”.
MOR y MAR – variante de MEL. Presente en MOR – O
MAR – IA
NEGR - , NER - , variante de MEL
Presente en NEGR – O, NER – O, “negr – itud”.
ZGUR – es otra partícula arquisema que designa la oscuridad, encontrada en e - scor –ia
– término familiar a los orfebres.
Presente en el rumano ZGUR – A, en el inglés SCAR, en el esp. E – SCOR – IA,
en el nombre de persona fr. SCAR – A – MOUCHE, en el esp. E – SCOR – IAL, donde
aparece la terminación – AL, la misma de GRIAL; en el inglés SCORE – “resto”, como E
- SCOR – IA. A veces, el arquisema GRI aparece sin vocal, como simplemente GR, y
con sólo su presencia evoca el mismo sentido.
Las vocales son meros modificadores de matices semánticas.
GRI - rum. gri para designar al color gris de la ceniza. El término fráncico gris,
(alemán greis) era el modo figurativo de nombrar a la “borrachera”, un estado de
nebulosidad de la iluminación mística, “beatitud” y de allí el lat. beatus – “borracho”,
rum. “beat”, o sea “felicidad” espirituosa. Es gracioso que la palabra “espíritu” sea
designada también por el término árabe alcohol, y entonces esa beatitud es ¡felicidad
alcohólica!
CR está presente en CRAS – “mañana”, “amanecer”; de allí PRO – CRAS TINACIÓN ‘- “ dejar para mañana”, “posponer”.
Ver el nombre propio PAN- CRAC – IO, “todo amanecido”, var. de PAN CRAT – IO – “todo poderoso”, con el rad. CRAT – “fuerza”, “poder”, “dureza”. (el
radical CRAT se encuentra en los nombres So –CRAT –es, Hipo – CRAT- es, Poly –
CRAT – es), o en los compuestos “demó - CRAT – a”, “aristó – CRAT – a, etc.)
PRI – MO es un término relacionado con BEL (Pri) – PR –BL - “comienzo luminoso”,
“luz primordial”, “amanecer del sol”, “primera luz cósmica” de un “Fiat Lux”. (ver el
dibujo del Fiat Lux en Jacob Boehme y otros autores herméticos ingleses. CRI – variante
de GRI, presente en el gr. CRI – ST – OS, HRI – ST – OS, CRI – SOL.

184

Analicemos la palabra griega LABRYS, un nombre propio con el cual se ha
creado la palabra LABERINTO: gr. Labyr – Inth - os donde se encuentra la base
arquisema LABR – var. RUBR -, LEBEL, cuyo sentido es “patrón”, “sello”, “signo”,
“sigillium” (lat.), “matriz”, “matraz”, “tramo” (esp.) y “trama” – tejido, estructura,
drama, gr. dromos – “vía”, rum. Drum.

LABR, como en “labrador”, está presente en el lat. labor, -“trabajo”,
“entramado”, “esquela”, “esqueleto”, trama o estructura de una construcción, “rúbrica”
– (RUBR) – firma autógrafa de una persona, o sea su sello y trama, drama personal y
única.
MEL tiene sus variantes:
MAL – el esp. “mal” no es más que “oscuro”
MIL – “milano” – pájaro negro (gr. melanos)
MOL – la planta moly de la Odisea (blanquinegra)
MUL

COR, esp. “corazón”, it. CUORE – lugar donde está almacenada la luz celeste – CR, KR
(gr. KAR-DIA) donde el fono D aparece como articulación (ver lat. COR, CORDIS)
El mismo que en ingl. HEART, donde H es equivalente a K y C.
SIRIUS – (SIR) es la estrella más brillante - CR – del cielo. Todos los nombres de los
animales celestes en las constelaciones, it. STELLA – “estrella”, se relacionan con la luz
estelar.
He aquí el caso del LOBO: LB – Luz Humana. (rum. e it. LUP, LUPA, el mismo
objeto que enfoca la luz del SOL – SL, CL, CR, KR, GR.
El objeto esp. CARRO es el nombre de la constelación Osa Mayor, gr.
ARKHTOS - el Oso, o la Osa (o sea “la brillante”) en árabe ¡RUKH!.

185

La estrella Arturo (el mismo Rey Arturo tiene su nombre) se encuentra al
continuar las tres estrellas de la cabeza de la Osa Mayor (URSA - RS – RK)




El Centro, el Corazón
No se imagine el lector que todos estos rápidos excursos puedan ser fruto de una
folclórica excursión de aficionado. La información está basada en la etimología clásica, y
la única diferencia entre tales aseveraciones y las de las entradas de diccionarios
etimológicos es que en ellos no se encuentran estas relaciones arquisémicas. No sólo se
describen las cosas: hay que explicarlas. Es eso lo que se llama “teoría”. La meta de este
escrito no es establecer cátedra de conocimientos sino simplemente sugerir, evocar,
recordar y rememorar esta antigua tradición onomatopoiética de los arquisemas.
ARQ, ARC – “luz primordial”.
De allí – arquetipo . . .
B

G D

L

M

Estos únicos fonosémas – BGDLM - forman en todas las lenguas naturales unos
diez di-fonos arquisemas:
1. BG
2. BD
3. BL
4. BM
5. GD
6. GL
7. GM
8. DL
9. DM
10. LM

186

Se puede ver como los diez fonosémas se invierten en:
• GB
• DB
• LB
• MB
• DG
• LG
• MG
• LD
• MD
• ML
Las combinaciones y variantes vocálicas establecen la lista de elementos llamados
arquisemas universales:
• BAG
• BAD
• BAL
• BAM
• GAD
• GAL
• GAM
• DAL
• DAM
• LAM
Sigue luego BEG, BIG, BOG, BUG, etc. Presentar estos grupos de elementos y
llamarlos “universales” es una declaración temeraria, pues todos los nombres de persona
tienen entonces algunos, o al menos uno, de estos diez arquisemas. Se me viene de
pronto como ejemplo, el nombre propio y apellido Mourinho. Su morfología
onomatopoiética es la siguiente: MOUR - IN - HO. Hay una piedra artificial, pues es un
cristal, un vidrio manufacturado, y no es una simple joya, sino la protagonista de una
tradición muy antigua, un objeto- amuleto. Está hecha de varios hilos de vidrio coloreado
montados en un solo cuerpo tubular, como si fuera un cable eléctrico cuyo interior, o
“alma” – así llaman al interior de las cuerdas que usan los alpinistas y de los cabos de la
marinería – un vidrio fabricado en los talleres de los sopladores de vidrio de Murano. Lo
más parecido al elemento final de esta operación en corte sagital de ese “brazo gitano”
de los vidrieros de Murano, es el sushi-maki japonés, que se hace más o menos de la
misma manera: la llaman “mouriña” – la “negra”, la “negrita”, la “mora”, la “morena” de
Murano. La murria es una especie de tristeza y pesadez de la cabeza que hace andar
cabizbajo y melancólico a quien la padece. La murriña es un amuleto que conjura a la
murria, la pesadumbre sin motivo. Andar sombrío, es andar acosado por las sombras
interiores y exteriores. Así se llama el sentimiento de saudade, la crisoledad, la nostalgia
mezclada con melancolía. Mourinho se traduce, a botepronto, como “el negrito”. Estos
hipocorísticos tipo nivella arvensis (lat.) – “la chica del cuarto bate”, como se le llama en
Venezuela, novia del Príncipe Azul, rum. “Zina”, “Ileana Cosinzeana”, o “Sinziana”,
“negrusca”, “arapushca”, “femeiusca”, “muierusca” - son apelativos de cariño y como la
misma virgen, muchos son apodos que significan “la negra”.

187

Algunos creen que las famosas vírgenes negras de la cristiandad son oscuras debido
al influjo del humo de las velas prendidas en las iglesias. Eso es folclore onomástico. En
este caso, la negritud y la negrura, carácter y, a la vez, categoría, tiene que ver con la
oscuridad de su misterio, con la sombra del secreto que envuelve a un personaje como la
Virgen. Hay que recordar aquí la bella declaración de Sulamita, en el “Cantar de los
Cantares”: “nigra sum” (lat.) – “negra soy” - porque el sol me ha quemado. El nombre
MAR –IA significa “la negra” (el gr. MAUROS - “negro” posee el mismo radical MR) y
la tradición se remonta a los egipcios: hay representaciones negras de Isis con Osiris
niño, cargado en los brazos. Es la misma idea, el mismo prototipo. Voy a rememorar
aquí, a propósito del color negro, al Santo Grial y al múrrino, (lat, murrinus) una especie
de copa, taza o vaso muy estimado en la antigüedad, hecho de espato de flúor y frotado
después con resina de mirra.
El arquisema IS, el mismo de AMADIS, (A – MAD – IS) usado como elemento
de formación en el comienzo del nombre ISIS, (IS –IS, aquí reduplicado, es decir
“especializado”, pues ISIS significa madre que es a la vez “hija”), se traslada al final del
nombre propio O - SIR –IS. Si al principio del cuerpo onomástico ISIS, su sentido es
“creadora de hijos”, al final de un nombre significa simplemente “hijo/hija de”.
Los arquisemas:
• BAG
• BAD
• BAL
• BAM
• GAD
• GAL
• GAM
• DAL
• DAM
• LAM
Y sus aspectos metatéticos
• GAB
• DAB
• LAB
• MAB
• DAG
• LAG
• MAG
• LAD
• MAD
• MAL
con GEB, GIB, GOB, GUB, etc., generan una multitud de variantes.
Los límites entre el blanco y el negro se esfuman en el arquetipo de la luz. La sombra,
complemento del brillo y del resplandor, es su símbolo, su complemento.

188

Hay una operación lógica que consiste en considerar el hecho de que la palabra y
concepto de “día” consiste en la unión de una parte brillante de las 24 horas y de otra,
oscura, llamad “noche”. De hecho, el conjunto del resplandor diurno y de la oscuridad
nocturna se llama en griego nycthemeron y se traduce simplemente como “día”.
La Luz

El Brillo

La Sombra
El Contraste

El Color

He aquí el caso de
NAC
Arquisema que lleva el sentido de “recipiente”, “matriz”, “placenta”: de allí nacer y “dar
a luz”.
CAN – rum .“Cana” – “taza”, “copa”
Rum. NACELA – cabina abierta, colgada de un globo, que es usada para el transporte de
las personas, aeronautas, de los instrumentos a bordo y del lest – esp. "lastre”, es también
una cabina metálica cerrada colgada de un dirigible.
Allí es donde se transportan los motores, y el personal navegante: es una góndola
de dirigible. Es también un pequeño recipiente, vaso, de cerámica, de forma alargada,
confeccionado de cerámica, platino o cuarzo, y usado como recipiente para ciertas
operaciones de laboratorio. Aunque los diccionarios expliquen nacela como proveniente
del lat. navicella, el arquisema NAC es más poderoso.
Esp. CUNA
Esp. NACER
Rum. NUCA (“nuez”)
Esp. NUCA (de la cabeza)
El mismo elemento CAN, o NAC, con su variante GON, aparece en el it.
góndola: GON - DOL- A.

189

Me encanta recordar aquí que el cuerpo de la góndola es oscuro: es una
embarcación negra, como las “negras naves” de la Odisea.
Algunos pueden suponer que la morfología de góndola es GOND – OLA, pero es
una equivocación (error de voz – VOC, palabra).
La partícula DOL es un hipocorístico véneto para llamar a un barco - pequeño,
una embarcación de tamaño reducido.
La misma descripción del erudito etimólogo Corominas confirma esta
explicación: “embarcación pequeña de recreo usada principalmente en Venecia”.
También se nombra con esa palabra un “carruaje en que viajan juntas, muchas personas”.
El rum. “naveta” o “nave pequeña” describe el mismo objeto de la “gon – dol - a”. En
griego hay una palabra kondura (gr. antiguo kontós – “pequeño” y “ura” - “cola”, como
en kynosura – “cola del perro”, como llamaban a las últimas estrellas de la Osa Menor) que describe una pequeña embarcación de transporte y el nombre rumano condur, pl.
conduri, - “zapato femenino de fiesta, con tacones altos, ornado con encajes” tiene su
origen en la figura de la embarcación. “Condur” es el nombre que se le asigna al pequeño
zapatito de la Cenicienta. Ello viene a confirmar la idea de la forma de barco para los
zapatos, muy evidente en la tradición china, donde la forma de los calzados era la misma
que la forma de las embarcaciones marinas. Ver también la forma (horma) de los zapatos
árabes que guarda la misma relación. Para NAC ver también el esp. NASA – “especie de
cilindro de juncos para pescar” – que aparece descrito en el Timeo de Platón.
El término geométrico – CON, o “cono” (gr. konos), reproduce la misma forma de
recipiente que se usa invertido, como el usado para cargar los helados. Entonces: CON –
O, CUN – A, CIM – A (cono invertido de la montaña), CAN – A (jarra, copa, jarro, bote
– “vasija pequeña para guardar medicinas, vino – ‘bota’, pote, y el mismo recinto gráfico
romboidal del bote – diamante – rum. “caro”, o “toba” – metátesis de “bota”, “cupa” figura de color de las cartas de jugar), NUC – A.
Las relaciones que se tejen entre términos de distintas facturas son nexos de
sentido y los arquisemas son precisamente aquellos metaforizantes o transportadores,
cargadores del sentido primigenio de los sones.
Ellos son los operadores que se encargan de perpetuar el sentido originario de las
formas. Como un ejemplo de formación onomástica he aquí el caso eslavo Bogdan:
BOGDAN – “Regalo de Dios”, “Dieu donné”, idem TADEU (idem THEO-DORO). La
morfología de BOGDAN/TADEU es BOG-DAN / TA-DEU.
La partícula de formación GRI
GRA – DAM - OR
GRE – CIA
GRI – GEN - TOR
GRO - MAN - ESA
GRU – MED – AN
El Sentido Local: Grecia
El Sentido Odónico: GR – Gras, Greg. Grad, Grum, Gres, Grig, Grog, Grug
El Sentido Universal: GRA - Graal

190

El Sentido Primordial: GRI – Grial
Variantes codificadoras:
KRA –Cram, Crab, Crag, Crad, Cral
KRE – Cres, Creg, Crem, Cred, Creb, Crel
KRI – Cris, Crig, Crim, Crid, Crib, Cril
KRO – Crom. Crob, Crog, Crod, Crol
KRU – Crux, Crug, Krum, Crub, Crud, Crul
Varias formas y aspectos semánticos giran en torno al odon GL, a la base GAL y
a la partícula de formación GLI y KRI: Luz fulgurante, resplandor, rayo, relámpago,
ruptura luminosa del alba, crepúsculo, brillo brusco y reluciente, fulgor, esplendor,
chispa, fragua, rescoldo . . .

*

191

Origen del Lenguaje
Detrás de cada lengua natural, cada vez que la hablamos hay una lengua
subyacente simultánea, regida por el código genético y por los procesos bioquímicos que
ocurren en el organismo. Esta equivalencia de operatividad, función y estructura entre los
procesos bioquímicos y los procesos lingüísticos no se puede definir como
isomorfismo. Se trata mas bien de una simultaneidad de eventos que definen el proceso
ontológico del devenir diario del ser humano, una manifestación simultánea en diversos
planos: los procesos bioquímicos ocurren y se generan en un plano interno, endofísico y
endosomático, y luego, o al mismo tiempo, se manifiestan en lo externo, en el habla, en
los gestos, en los nombres de las cosas, en los pensamientos, en las miradas, posturas,
ritmos y formas, “todos a la vez” – como decía Heráclito (F.91). Ello es un cúmulo de
eventos simultáneos con lo que ocurre tanto en el plano celular de las reacciones
bioquímicas, como en el movimiento interno todo, en ese proceso de cambio metabólico
de la fisiología humana que llamamos “vida”. El término preciso para definir tal
simultaneidad operacional-orgánica sería homodinamismo óntico, una simultaneidad
funcional del proceso de la vida. Es una homeostasis debida a un isomorfismo. No se
puede definir tan sólo como isomorfismo, puesto que no es reflejo de un estado pasivo de
formas y elementos, sino una estabilidad creadora de ocurrencias en planos distintos de
manifestación. Es un conjunto de fenómenos de autorregulación que conducen al
mantenimiento del constante flujo del devenir somático del ser humano, en cada uno de
los instantes de su existencia. Ello se percibe en la composición unitaria e integral de las
propiedades del medio interno del organismo y de sus proyecciones dinámicas y
energéticas, en lo externo. “Energéia” es, en griego clásico , la “función” misma de una
propiedad de “uso”, lo que se llamaría potencial vital. Se trata de una regulación del pH
en pos del mantenimiento del sistema, a la vez una regulación automática, interna y
natural-espontánea de la constancia de las propiedades de otros sistemas influidos
también por agentes externos. La “constancia” es en griego, EPIMONÉ, llamada también
STATHERÓTES, y sugiere una tendencia hacia la unidad (gr. MONÁS). Estos procesos
están ocurriendo en un orden de potencias y períodos regulados por la energía vital. Cada
enunciado del habla es el resultado de la fuerza y velocidad del cambio interno
bioquímico.
Allí, aminoácidos, bases, enzimas y proteínas se dispersan en el sistema somático
y de nuevo se concentran, no de nuevo ni otra vez, sino al mismo tiempo, se concretan y
fluyen hacia la zona expresiva del lenguaje.
Se avecinan al sentido y al mismo tiempo se alejan, generando también
ambigüedad, no solo certezas. Está presente en ello, también una pérdida ontológica del
sentido de las cosas, un fenómeno de catakhresis fisiológica de la vida, en el juego de las
impresiones y de las expresiones, de lo abstracto a de lo concreto, de lo natural y de lo
artificial. Hay una unidad glotogónica en el origen de todas las lenguas naturales. Como
los animales, el ser humano tenía también unos sones, con los cuales definía los
fenómenos más cercanos a su diario convivir. Estos fenómenos, antes que las cosas o los
objetos, son pocos: el mar, o en su falta, el lago, el relámpago y el trueno, reunidos en el
rayo, el fuego, el río, agua que fluye, pero también la fuente, el manantial, la lluvia y las
cascadas, la montaña, los barrancos, los valles y las cuevas, la noche negra y, en una
palabra - la tierra, el viento y por último el cielo y la luz.

192

Las primeras “palabras” de la humanidad han sido ocho. Sin embargo, antes de
las ocho hubo una, la primera: AAAAAA, la primera apertura sonora de la boca y la
segunda – MMMMM, el consecuente cierre de los labios.
Las ocho palabras fueron las siguientes:
• Al mirar el cielo, y la luz, los humanos dijeron AAAAAA (máxima
apertura de la boca, evocadora de la inmensidad de la extensión del cielo
• Al fuego lo llamaron LAAAAAA
• Al rayo, GAAAAA
• Al agua IAAAAAA
• A la montaña DAAAAA
• Al viento HAAAAAA
• A la montaña DAAAAA
• A la tierra MAAAAAA
• Al mar BAAAAAA
Con esos ocho sones A, B, G, D, L, M, I, H (si al lector lingüista le molesta el uso
de letras capitales para designar estos sones cardinales o fundamentales, escribiremos su
valor fonológico - /a/, /b/, /g/, /d/, /l/, /m/, /i/, /h/ - o, si se quiere, helos aquí escritos
fonéticamente [a], [b], [g], [d], [l], [m], [i], [h]) los humanos crearon, por combinación, a
todas las palabras.
Antes que todo se preguntaron:
P.: ¿Qué hacemos con los ocho sones?
R. : “Pues nombraremos lo más cercano y lo más importante: la altura y la
inmensidad del cielo (A), la quietud y la estabilidad de la montaña (D), la fluidez del
agua (I), la perseverancia y continuidad de la voz de las llamas del fuego (L), la brusca
ruptura luminosa y la explosión el rayo (G), la serenidad interna y la vorágine de las olas
del mar (B), el abismo de los barrancos de la tierra, la penetrante acción del viento.
Junto al sonido, se presenta también el sentido de tales fenómenos naturales. El
alfabeto “internacional” de 25 letras contiene, en realidad sólo ocho: son los ocho sones
cardinales, o primordiales. Los demás son variantes de cada uno de estos ocho sones:
1. A
2. B
3. C
4. D
5. E
6. F
7. G
8. H
9. I
10. J
11. K
12. L
13. M
14. N
15. O

193

16. P
17. Q
18. R
19. S
20. T
21. U
22. V
23. X
24. Y
25. Z
1.
2.
3.
4.
5.
6.
7.
8.

A – E, O, U
B – F, P, V
D-T
G - C, J, K, Q, S, X, Z
I-Y
H
L-R
M–N

(4+4+2+8+2+1+2+2 = 25)
Las 5 vocales tradicionales - A, E, I, O, U y las 20 Consonantes o “sonantes” (o
como se les quiera y pueda llamar) – Son los 20 aminoácidos y las 5 bases nitrogenadas.
1. B
2. C
3. D
4. F
5. G
6. H
7. J
8. K
9. L
10. M
11. N
12. P
13. Q
14. R
15. S
16. T
17. V
18. X
19. Y
20. Z
Los 8 sones primordiales corresponden a los 8 aminoácidos esenciales, que tal
como los ocho sones pertenecen a los 25 elementos.

194

En el ámbito sonoro de estos ocho sones se pueden generar y ciertamente se
producen, muchas variantes, empezando con fa Ñ, la ZZ, TZ, Ü, etc. El son H (/h/, [h]),
producido por la respiración humana es, en realidad el único son. Su naturaleza es
respiratoria y su carácter es heterofónico, pues puede adquirir valor de sonante, o consonante, o de vocal sorda, etc. En el grupo de los siete, B, G, D, L, M, A, I, el son H está
mas cercano de la serie G (C, J, K, Q, S, X, Z) aunque se encuentra “visitando” también
el grupo B (F, P, V).
Los ocho sones están controlados en su emisión y factura de los rasgos
fonológicos, por las ocho glándulas endocrinas: gónadas, suprarrenales, páncreas, timo,
tiroides, paratiroides, hipófisis o glándula pituitaria, y la epífisis, o conarium, la glándula
pineal, regente del bello y espléndido son A.
Se trata de sonoridades orgánicas que, al ser emitidas controlan y cambian el
estatus bioquímico del organismos a través de la naturaleza ácida o alcalina e su emisión.
La saliva y su pH, el equilibrio entre base-ácido, y muestra de salud corporal y
armonía metabólica, es el resultado de un proceso relacionado con la lengua y viceversa:
su inter-dependencia puede ser demostrada en laboratorio.
No es casual que el alfabeto universal, que expresa de modo rústico el fenómeno
fonético y que ha sido objeto de acérrimas críticas entre los fonólogos, posee ciertamente
25 elementos. El alfabeto universal es un pálido reflejo de la complejidad de las variantes
fonéticas de las lenguas pero, a la vez, sugiere con síntesis meridiana la existencia de las
cinco bases del código genético (se incluye al uracilo, además de la timina, citosina,
guanina y adenina) y de los veinte aminoácidos (entre los veinte, hay ocho aminoácidos
esenciales que el cuerpo no puede sintetizar, y son precisamente ellos los generadores y
controladores de los ocho sones primordiales, junto con las ocho glándulas endocrinas).
Sin embargo, el lenguaje, el habla y la lengua contribuyen al proceso de síntesis
de las proteínas y por ende, a la salud del organismo. En la teoría bioquímica del
lenguaje, las proteínas corresponden por homología y homeostasis orgánica a la
naturaleza dinámica de los verbos. La homeostasis es un “estado” que refleja la
propiedad del organismo de mantener en límites cercanos las constantes del medio
interno y un ejemplo es precisamente el pH (equilibrio base –ácido). Lo que se confunde
con el código lingüístico es la lista de categorías gramaticales de la oración, que, sin
embargo, es también un fenómeno glandular, vale decir endocrino, y proceso generador
de la enarmonía (perfecto acorde) orgánica. A su vez, tanto la lengua, como el habla,
(mas no el lenguaje que se rige por la lógica de los principios universales) están bajo el
influjo de los procesos bioquímicos de la energética celular. Con los ocho sones
primordiales, (correspondientes, cada uno, a los ocho aminoácidos esenciales que el
cuerpo no puede sintetizar), se formaron 64 componentes, llamados ‘odones’ (del gr;
odos – “camino”), correspondientes a los 64 codones del código genético. Con todo ese
arsenal natural en sus manos, el ser humano ha sido capaz de crear cualquier lengua.
He aquí a los 64 odones:
1.
2.
3.
4.
5.

AA
AB
AL
AG
AH

195

6. AI
7. AD
8. AM
9. BA
10. BB
11. BL
12. BG
13. BH
14. BI
15. BD
16. BM
17. LA
18. LB
19. LL
20. LG
21. LH
22. LI
23. LD
24. LM
25. GA
26. GB
27. GL
28. GG
29. GH
30. GI
31. GD
32. GM
33. HA
34. HB
35. HL
36. HG
37. HH
38. HI
39. HD
40. HM
41. IA
42. IB
43. IL
44. IG
45. IH
46. II
47. ID
48. IM
49. DA
50. DB
51. DL

196

52. G
53. DH
54. DI
55. DD
56. DM
57. MA
58. MB
59. ML
60. MG
61. MH
62. MI
63. MD
64. MM
Estos caminos sonoros, llamados odones (del gr. odos – “camino”) recibieron
luego los sones vocálicos, primeramente A, con sus variantes E, O. U, y luego I. (no se
trata de letras sino de “sones”, o “fonos”):
1. AA
2. ABA
3. ALA
4. AGA
5. AHA
6. AIA
7. ADA
8. AMA
9. BA
10. BAB
11. BAL
12. BAG
13. BAH
14. BAI
15. BAD
16. BAM
17. LA
18. LAB
19. LAL
20. LAG
21. LAH
22. LAI
23. LAD
24. LAM
25. GA
26. GAB
27. GAL
28. GAG
29. GAH
30. GAI

197

31. GAD
32. GAM
33. HAA
34. HAB
35. HAL
36. HAG
37. HAH
38. HAI
39. HAD
40. HAM
41. IA
42. IAB
43. IAL
44. IAG
45. IAH
46. IAI
47. IAD
48. IAM
49. DA
50. DAB
51. DAL
52. DAG
53. DAH
54. DAI
55. DAD
56. DAM
57. MA
58. MAB
59. MAL
60. MAG
61. MAH
62. MAI
63. MAD
64. MAM
Con esta primera operación ya empiezan a aparecer y a reconocerse muchas
palabras, en muchas lenguas naturales. Las variaciones y las combinaciones llevaron
luego a un cuerpo lingüístico cada vez más complejo. A eso se reduce el tema del origen
del lenguaje.
En los tiempos primigenios, los humanos entendían absolutamente todo lo que
deseaban saber, en la mirada del otro. Mucho tiempo ha pasado desde este estado, hasta
el momento de creación de la lengua. No se necesitaba de palabras para comunicarse.
Cuando la mirada dejó de entenderse, se ha creado la palabra. Ello ha ocurrido debido a
la pérdida de comprensión ontológica de la mirada. Los animales todavía se comunican
en este registro energético, pero los humanos lo han perdido y tienen que luchar para
recuperarlo. Por tanto, la creación de las palabras usadas en las lengua naturales es fruto
de un retroceso del progreso.

198

Luego, al dejar de comprenderse la palabra, se ha creado la escritura.
Actualmente hemos dejado de entender hasta a la escritura. Los animales se encuentran
en el estado de percepción de la energía natural y por ello no necesitan del habla.
Lo que pretendía Fr. Engels con su escrito “El papel del trabajo en la
transformación del mono en hombre” es un hecho curioso pues representa un proceso
totalmente contrario: es el trabajo lo que ha contribuido a transformar al hombre en un
autómata, pues el mono es superior a cualquier robot de la actualidad.
Este Maestro Helisabad era un políglota: le “mostró a Esplandiån muchos
lenguajes”: persa (lo que se llama “persiano” en las Sergas es ciertamente romaní, para
los entendidos) griego, alemán y otros mucho más “de que gran pro le vino en algunas
partes donde la ventura lo guió.” (SE,XLIII)
El Maestro Helisabad era un lingüista y un filólogo. Para tener una idea de lo que
trata la enseñanza de las lenguas en las Sergas de Esplandián, he aquí el análisis
onomatopoiético del arquisema GAR:
El arquisema GAR, equivalente a KAR, es un término fráncico que designa a la
“piedra”. La semántica temporal y local de un arquisema no modifica el sentido
primordial relacionado con alguna de las diez esferas naturales del sentido: esfera de la
luz, esfera del agua, esfera de la piedra (lo mineral), esfera de la madera (lo vegetal),
esfera del fuego (lo animal), esfera del ser humano (lo hominal), esfera del sueño (lo
onírico), esfera del movimiento (el cambio), esfera del nacimiento y de la muerte (lo
óntico) y la esfera del renacer (la gestación). En el caso de GAR, el arquisema cardinal y
primigenio es GAL, y se relaciona con la esfera de la luz. La partícula KR - luz,
originariamente GL, evoca la denominada “luz celeste”. Aunque su significación local y
temporal es aquí “piedra”, un término fráncico y gálico, el contexto, o campo semántico,
es determinado por la así llamada “piedra de luz”, en el mismo orden semántico que otras
“piedras” – “piedra de rayo”, o “piedra de fuego”.
En El Amadís y en las Sergas encontramos los siguientes nombres acrisolados con
la partícula GAR [GAL]:
• GALACIA (GAL – A – CIA)
• GALAÍN (GAL – A – IN)
• GALAOR (GAL – A- OR)
• GALBIÓN (GALB – I- ON) – Aquí GALB- es una variante especializada
por énfasis, que significa “amarillo gualda”, por el color solar del oro.
• GALFARIO (GAL – FAR – IO) de Romanía
• GALIANTAS (GAL – I - ANT – AS). –ANTAS es variante de ANTES, y - ANTES de – ANTE, como en CUADRAGANTE,
PINORANTE, o ROCINANTE
• GALIOTE (GAL - I – OTE) de Escocia
• GALMÉNEZ (GAL – MEN – EZ). Tanto GAL [KAR] como MEN son
arquisemas de la “piedra” y el –EZ es el archiconocido patronímico “hijo
de”
• GALTERNA (GAL – TERN – A) Ciudad del Imperio Griego
• GALVANES (GAL – VAN – ES) Sin Tierra

199

GAULA – es una vocalización variante de GAL – A, una vaga
rememoración del reino de GALES (GAL – ES) y también de GALIA
(GAL – IA), el antiguo nombre de Francia – “La Blanca”, que remite al
nombre de ALBION – “El Blanco”, nombre antiguo de ANGLIA
(Inglaterra), un anagrama de GALIAN (GAL - I – AN), con el mismo
sentido.

Con el arquisema GAR, variante de GAL, tenemos los siguientes nombres:




GARADÁN (GAR – A – DAN)
GARAMANTE (GAR – A – MAN – TE)
GARÍNTER (GAR – INT – ER)
GARINTO (GAR – INT – O), joven rey de Dacia
GARLANTE (GAR – LAN – TE

Variantes onomatopoiéticas:
• GALICIA (GAL – I – CIA)
• GALADRIEL (GAL – A – DRI – EL)
• GALINDO (GAL – IND – O)
• PORTUGAL (PORT - U – GAL)
• SENEGAL (SEN – E – GAL)
• CARACAL (CAR – A – CAL) CAR y CAL son variantes de GAL, en relación
de énfasis
GALES es WALES.
Las formas onomatopoiéticas por derivación vocálica son:
• GAL
• GEL
• GIL
• GOL – GOLGOTHA (GOL – GOTH – A) y GOLAN (GOL – AN), la famosa
colina palestina, son nombres que se refieren a la “cabeza”, particularmente a la
calavera de Adán, representada en la base de la cruz de Cristo, en el Gólgota,
“cerro de la calavera”.

GUL – En el ámbito árabe, GUL es “cabeza de luz”, “esfera luminosa”, como
RAS- AL – GUL (la famosa estrella), ALGOL (AL - GOL), ALCOR (AL –
COR), el mismo término GURG de GURGAN (GURG – AN), y KORGAN
(KOR – GAN), el nombre de los túmulos de las tumbas antiguas de Mongolia.

200

Los mongoles son en realidad GOLES (GOL – ES) de MONGOLIA (MON –
GOL – IA), “las cabezotas”, como se llamaba a si mismo el Dersu Uzala de la
película con el mismo nombre de Akira Kurosawa, según una novela del escritor
ruso Vasili Andreiev.
El término heráldico “campo de gules” se refiere al color rojo, pero no proviene
del fráncico “gueules”, como aparece en los diccionarios de etimología, sino del
color rojo brillante de la rosa, en persa GUL, y de allí GULISTAN (GUL – I –
STAN) – “Jardín de Rosas”, el famoso libro del poeta persa Saadi. Este color
bermejo de la heráldica se expresa en pintura por el rojo vivo y en el grabado por
líneas (rayos de luz) verticales muy espesas, a causa de la relación lumínica con el
Sol (GAL). La rosa es figura alegórica del secreto (lat.), del misterio (gr.): frente
a una rosa hay que callar y contemplar su belleza - una rosa es una rosa . . .

Es fundamental recordar aquí que el concepto de “piedra” se refiere al sentido de
“luz” materializada, una luz alquímica – KAR (ver KARNAK (KAR – NAK), énfasis de
lo mineral alquímico, pues el sentido gira en torno a la idea semántica de “luz”. NAK
[NAC] es también un arquisema, analizado extensamente en el texto.
El nombre GIL es variante de GAL y de GUL, y evoca el semantismo “cabeza
original” , sentido que se percibe en El Amadís, GALAOR (GAL – A – OR), con la
partícula OR (UR< IR< AR< ER) – “primigenio”, “primordial”.
El curioso caso de la palabra “gárgola”, que mantiene los dos arquisemas GAR y
GOL, muestra un semantema que se refiere a una “cabeza de monstruo”. La relación de
todos estos términos con el radical GARG es un error de lectura en de-construcción
morfológica onomatopoiética. En el nombre de GARGANTUA (GAR – GANT – UA) y
“gargouille” (GAR – GOUILL – E), se lee GARG, en vez de GAR.

Otros ejemplos:
En la palabra “jerigonza” (JER – I – GON – ZA), JER es variante de GAR, y GON
es variante de GAN, a su vez proveniente de GAM. De allí “jargón” (JAR – GON,
[GAR- GON], “argot” (AR –GOT) donde AR genera variantes vocálicas UR, IR, ER,
OR. El arquisema GOT no es otro que el GOT, variante del arquisema GAD.
• GORGO (GOR – GO) – GOR variante de GAL
• Garganta (GAR – GAN- TA) y no GARG – ANT - A
Encontramos aquí a los arquisemas GAR y GAN y la terminación –TA, atributiva. La
de-construcción onomatopoiética difiere de la morfología de formación léxica en la
lengua ordinaria, que usualmente nombra objetos, hechos, mas no personas, ni seres, ni
lugares. El proceso de nombrar personas y lugares es una operación onomatopoiética de
la cual se encargan los poetas, los nombradores.
Las palabras de una lengua natural se forman de modo logarítmico:
• Primero: se usa el fondo vocálico primordial
• Segundo: se agrega la “sonante” correspondiente (p. Ej. A [a], /a/ con M [m],
/m/

201



Tercero: se confirma y conforma el arquisema
Cuarto: se procede a la re-duplicación, un fenómeno semántico de énfasis,
como p. ej. GAR+GAR, en “gárgara” (GAR- GAR- A)
Quinto: se combinan otros arquisemas: p. ej. GARGANTUA (GAR – GAN –
TUA. El sufijo –TUA es atributivo.

He aquí otros ejemplos:






CARACALLA (CAR – A – CALL – A) – las famosas termas romanas
construidas por el mismo personajes del nombre
GOR- GOL – A
GAR – GOL – A
CUR – CUM – A
GRIN – GOL – A
GOL – GOT – A
Etc.

GAL – CAL - KAR
GUL – CUL - KUR
GOL – COL - KOR
GEL – CEL - KER
GIL – CIL – KIR, etc.
El rum. “gura” (GUR – A), junto a CUR –“culo” evocan un sistema completo de
entrada y salida, pura alquimia. En el caso del arquisema GAL tenemos aquí a:
• GALINDO (GAL – IND – O)
• GALANTER (GAL – ANT – ER)
• GALAOR (GAL – A – OR)
• GALENO (GAL – ENO)
• GALÁN (GAL – AN)
• GALIA (GAL – IA)
• KALLELA (KALL – E- LA)
• KALANDA (KAL – ANDA)
• KALIL (KAL – IL)
• KALEVALA (KAL – E – VAL – A)
• COLINDA (COL – IND – A)
• GOLUM (GOL – UM)
• GOLEM (GOL – EM)
• GIL
• GELU (GEL – U)
• CELINDA (CEL – IND – A)
• KALANDA (KAL – AND – A)
• KURUKSHETRA (KUR – U - KSHETRA), etc.

202

Los arquisemas son un fondo arcaico de partículas que participan en la formación de
nombres y de palabras en todas las lenguas naturales, pues se trata de un fondo genético
de la humanidad, inscrito en el código genético, regido por veintitrés principios
universales inscritos en los veintitrés cromosomas, un sistema formulado a través de
oraciones bien-formadas regidas por los genes y movidos por los verbos que surgen en el
habla por el juego fisiológico y por ende bioquímico de las proteínas. El
sintaxifonosemántikon es el código de formación de las lenguas naturales y su control se
extiende a las tres esferas del lenguaje: la semántica y el sentido, la fonémica y los sones,
la sintaxis y la construcción oracional.
Los verbos-proteínas son los operadores de este complejo sistema universal de
formación.

*

203

Elogio a la Måquina
La Máquina: ¿Es un Ser, una Criatura o un Objeto?
Es un hecho . . . Una fábrica, como Vesalius definió al cuerpo humano en su
famoso libro De Humani Corporis Fabrica. He aquí su retrato:

La definición presentada en 1915 por Filippo Tommaso Marinetti en su
manifiesto – L’uomo moltiplicato e il regno della macchina [El hombre multiplicado y el
reino de la máquina] es sensacional: se propone allí que uno debe nutrir hacia las
máquinas una suerte de sentimiento parecido al amor que se siente hacia las mujeres.
(Véase el número 63 de la revista Alliage, publicación trimestral de cultura, ciencia y
técnica, Octubre 2008, Niza, Francia, pág. 38).

204

Es ésta una posición verdaderamente generosa. La máquina llega a ser el
emblema del futurismo, ese movimiento de la aventura épica de la civilización industrial
moderna dominada por el maquinismo y hoy, por el mundo digital de la cibernética.
Hasta lo análogo de la máquina ha sido exterminado: hoy, casi todo es digital, binario,
impersonal. El futurismo toma la máquina muy en serio, debido a su energía, a su
dinamismo, a su forma y la proyecta en la esfera del arte.
Marinetti invita al lector a concebir en la máquina un ejemplo de vitalidad
polimecánica, una proyección de la voluntad y del deseo. Este tipo de sentimiento debería
llegar a la identificación con el motor, facilitando y desarrollando así un intercambio sin
límites de intuición, de ritmo, de instinto y de disciplina metálica y electrónica. La
palabra griega elektron era el nombre con el cual se designaba al ámbar, por sus
propiedades magnéticas al ser frotado.
Lejos de mostrarse en oposición al hombre, la máquina perfecciona y exalta sus
características, sus defectos y sus cualidades intrínsecas: la envidia hacia sus semejanres,
el anhelo de la perfección y el afecto desmesurado hacia la utilidad de las funciones que
ostentan valores de uso y dominios del poder. Marinetti sostiene que el ser humano no
debe ser estandarizado y limitado o reducido a una “dimensión” – como pretendía luego
Marcuse para el hombre integrado a un mundo de productividad – sino proyectado para
ser un individuo complejo, con inauditas potencialidades y un alumno-discípulo del
potencial energético e impersonal de la máquina.
Dédalo, Raymundo Lulio, Leonardo, y Cyrano son los apóstoles de esta visión y
los cuatro santos-beatos del Internet.
En 1922 la seducción estética y mecánica, del tipo Gólem, se exalta en el escrito
Le manifeste de l’art mécanique [Manifiesto del arte mecánico] de Ivo Pannagi, Vinicio
Palladini y Enrico Pampolini:
“Hoy día, es la máquina lo que distingue nuestra época. Nada de desnudos,
paisajes, figuras, por más futuristas que puedan ser estos símbolos, sino el hálito de las
locomotoras, los gritos de las sirenas, las ruedas dentadas, los piñones y todo este sentido
mecánico, definitivamente limpio.”
Esta visión teórica llega a alcanzar desarrollos aún más sutiles con el futurista de
Turín, Fillia. En su artículo “L’idolo meccanico” [El ídolo mecánico] publicado en
Roma, julio 1925, en el l’ Impero, Fillia declara que la máquina posee un carácter
sagrado, y es un símbolo despótico de la contemporaneidad. Con el maquinismo nace un
nuevo mito, donde se pregona que el arte debe lograr expresarse haciéndose mediadora
entre la materia y el espíritu, adquiriendo así su verdadero papel social: “El arte llega a
ser de nuevo indispensable: interpretación y psicología de la Mecánica para la Vida
mecánica.” En 1926 el delirio llega aun más lejos: la máquina es vista no como un simple
embelesamiento de la modernidad sino como un elemento espiritual: “ Cada máquina es,
por su misma acción, el centro absoluto de una infinidad de objetos de derivaciones
subsecuentes -- y es por ello que nosotros llamamos ‘ídolos mecánicos’ a las
representaciones plásticas de diferentes máquinas.” ¿Debe recibir la máquina un nombre
propio? ¿Se le debe acaso imponer un nombre, como al ordenador HAL de la película
2001 – Una Odiséa del Espacio?

205

A la sensación material, robótica y reificadora (‘cosificadora’) y sensual suscitada
por la máquina “se agregará la interpretación espiritual – el primer complejo orgánico y
original de la vida de mañana”. En el núcleo mismo de esta germinación teórica, lo que la
máquina introduce en el arte es un gesto ejemplar: lo robótico tiene vida, aunque ello
fuera una mera vida mecánica.. En 1909, Marinetti no duda de engendrar en MAFARKA
– nombre de resonancia golémica y frankesteinica – (la morfología onomatopoiética lo
presenta en de-construcción de las siguientes formas, entre las cuales, por cierto, hay que
elegir sólo una: MA – FARK – A, o MAF – ARKA, o MAFAR – KA, un nombre
preciso, pues evoca a los endriagos y a los gigantes de El Amadís y de las novelas de
caballería. La terminación - ARKA no es otra que el elemento de formación -ARQUE,
- ver MADARQUE - de los gigantes y ello conduce a la elección de la forma MAF –
ARQUE, donde MAF – es variante de MAB, y como tal posee su sentido, el mismo
arquisema MAB de MABILIA, de MABINOGION, del hada MAB, etc.). Mafarka es un
héroe de su novela epónima, un hijo mecánico, dotado de alas y de ciertas “partes
intercambiables” y ciertamente “desechables”. Ninguna mujer está implicada en la
generación de una criatura que no conoce pasiones ni sufrimientos y logra vencer a la
muerte: la perfección mecánica no puede salir de los desmanes sexuales.
Marinetti va a mantener esta visión a lo largo de los años, aunque la mejora en
L’alcova d’acciaio [La alcoba de acero], publicada en 1921, en la cual el sexo débil es
protagonista: una metralleta automática blindada, a la vez madre como amante, una suerte
de Isis.
Pero hay más: el movimiento futurista llega a lanzar una delirante campaña para
la protección de las máquinas, opuesta a la campaña contraria del Capitán Ludd , el
creador del movimiento luddista, que pregonaba en la Inglaterra del siglo XIX, la
destrucción de las máquinas. Vistas como criaturas dotadas de un alma, las máquinas son
consideradas de la misma manera que los animales, y como tales deben ser defendidas.
¿A nadie se le ha ocurrido fundar una ONG o Asociación para la Protección de las
Máquinas – una A. P. M.? Claro que sí: en 1927, el pintor-piloto Fedele Azari lanza el
manifiesto Per una societá di protezione delle macchine [Por una sociedad de protección
de las máquinas], en el cual propone constituir una sociedad con el fin de “defender y
hacer respetar la vida y el ritmo de las máquinas, y especialmente de los motores, que son
lo más sociable de las máquinas.” Como tales, los motores se parecen a los gatos y a los
pequeños perros que protegemos gracias a organizaciones como la Sociedad para la
Protección de los Animales.
Con este ímpetu de solidaridad para con las pobres, explotadas y esclavizadas
máquinas, el delirante y fantasmagórico movimiento del futurismo mecanicista alcanza
su acmé. La semejanza de los nombres no es forzada pues Azari deseaba reemplazar
progresivamente la asociación animálica por una asociación mecánica, la que él proponía,
todo ello debido a la desaparición progresiva de los animales en la tierra.
No sabemos hasta que punto todo esto es una postura que se quiere real y lícita,
pues a cualquiera puede darle un espasmo para defender la vida de las escobas que son
maltratadas al barrer, o qué se yo, la vida de las tuercas que son penetradas injustamente
por los tornillos del mundo entero, o se trata tan sólo de cinismo, o de sarcasmo, o de
humor negro en una crítica velada de la sociedad mecanicista y cibernetizada de hoy.

206

Supuestamente, la necesidad de proteger a las máquinas no surge sólo de su
sociabilidad, sino también del hecho de que son ellas quienes nos permiten con
generosidad el escaparnos del trabajo manual – precisamente la misma razón por la cual
los luddistas de Ludd las querrían destrozar y las destrozaban ciertamente, pues tal
movimiento no era un chiste sino una realidad social y de graves consecuencias y
acciones.

La máquina es exaltada como un ser viviente que enriquece nuestras vidas y nos
ofrece una razón de ser: “La máquina que nosotros adoramos con una fe llena de
entusiasmo, nos liberará de la esclavitud del trabajo manual y eliminará definitivamente
la pobreza y en consecuencia la lucha de clases.”
Antonio Castronuovo afirma que este exorcismo futurista parece más operativo
que el exorcismo luddista, puesto que en el momento en el cual las máquinas hacen su
entrada en el arte, la inmediata inquietud que ellas puedan suscitar es vencida: Cuanto
más bellas tanto más inútiles. (El texto del artículo citado [“L’EXORCISME
LITTÉRAIRE DE LA MACHINE: du luddisme au futurisme”, es un capítulo del libro de
Antonio Castronuovo, “Machine fantastiche” [Máquinas fantásticas], Stampa alternativa,
2007)
El más eficaz proceso reformador de la realidad es la ironía, y el arte somete
efectivamente el fetiche de la máquina de mirada irónica, haciéndole asumir un papel
muy diferente de aquel a causa del cual la máquina ha nacido. En el arte la máquina
aparece como un artilugio inocente, un organismo que posee una significación funcional,
pero privado de todo valor utilitarista.
Ella no puede ser completamente exorcizada de la realidad patente y militarizada,
pero puede ser ignorada, desterrada en las islas de las labores de empresa, ahuyentada de
las casas y de la fragua del artista.
*
La quintaesencia del lenguaje es una octo-esencia, multiplicada luego en una
sexagésimo-cuarta-esencia, de lo cual se han formado todas las lenguas naturales del
pasado, están formadas todas las lenguas naturales del presente, y se formarán en el
futuro un sin-número de lenguas naturales, necesarias y funcionales para el don de la
comunicación y la transmisión de los conocimientos. La máquina es neutra, insensible,
estéril, y amoral. Sin embargo, el peligro real del futuro es la programación ética de la
máquina.
Este tipo de TERMINATOR religioso es el verdadero peligro: el futuro
cibernético de los drones y clones autómatas “pensantes”, pues cualquier poder
económico, religioso, o moralista, mete manos en la máquina y con el boom de los
ordenadores tiene la oportunidad de digitalizar y programar sus desmanes filosóficos
para un supuesto bienestar social que estaría posible con el control y la manipulación
subliminal de las masas, lo que hasta ahora se ha intentado ciertamente, al margen de lo
mecánico.

207

*
Estoy contento que hasta ahora nadie ha comprendido con cabalidad el peligro de
la existencia de un código universal de las lenguas. Con su uso sería factible el sueño de
la construcción del ordenador HAL, la máquina pensante de Arthur C. Clarke.
La gramática es de origen glandular y por ende, de origen endocrino, pues todas
las operaciones sintácticas. fonéticas y fonológicas están regidas por el sistema
endocrino. En cuanto a la semántica, se perfila el horizonte en el cual todos
comprenderán que los 23 principios universales están inscritos en los 23 cromosomas, y
desde allí, generan todas las complejas operaciones semánticas del sentido, una función
eminentemente genética.
Actualmente, con todos los avances de la ciencia, aun se concibe de un modo
mecanicista y materialista a la fonología y a la fonética, y ello es debido a un percepción
superficial de los procesos lingüísticos.
Hasta ahora se sabe con certeza que a lo largo de varios milenios han
desaparecido unas 80.000 lenguas naturales y cada día parece que se extinguen muchas
de las 7.000 lenguas naturales actualmente habladas.
En realidad la única lengua primordial del ser humano, la lengua de los odones,
existe de modo subyacente en cualquier lengua natural de la actualidad. El ser humano
sólo necesita de una sola lengua para comunicarse y el hecho de que hoy existen miles,
sugiere el estado de inmadurez y de infantil egotismo social que impera en la actualidad.
Llegará un tiempo de madurez y en este tiempo todos hablaremos una sola lengua. Su
nombre podría ser el odonés – la lengua Odonés. Llegaremos también al estado
primigenio de entendernos a través de la mirada y la música callada del silencio tendrá
mucho mas sentido que mil explicaciones filosóficas.
En el mundo animal hay un protocolo energético que no deja lugar a
malentendidos semánticos el comportamiento. Hay, en griego, un término excepcional
que se usa en catalogar una especie de humanos: semántikos.
En rumano encontramos la misma palabra (simandicos), pero actualmente se usa
en sentido peyorativo y denigrante, pues una persona de tal factura social es un
pretencioso que ostenta gustos demasiado ajenos a la mayoría. Un individuo semántikos
era un tipo no solo simpático, sino un verdadero entendido, un sujeto respetable, discreto
y distinguido, como lo son, en realidad, todos los animales. Ese humano entendía todo,
sin muchas explicaciones. La energía es una función.
A la función se le llama en gr. energeia. Obviamente, la energía es un poder, y
ejerce su potencial en todos los niveles de la existencia: en el nivel de los pensamientos,
en el nivel de los sentimientos y en el nivel de los movimientos.
Cuando el ser humano ha comenzado a perder el nexo íntimo con la energía,
surge la necesidad de hablar, de comunicarse a través de la palabra.
Es un fenómeno debido al retroceso del progreso que ha representado la pérdida
de conocimientos energéticos, por razones varias: el alejamiento del silencio por la vida
en comunidad, la pérdida de la sutileza en la percepción del los cambios que ocurren en
la naturaleza, etc.

208

A ese estado primordial, esencial para comprender los movimientos de la energía
del cosmos, llegaremos algún día de nuevo, retornaremos a ese estado, regresaremos a la
armonía. En este estado no son ya necesarias las palabras. El código de los odones
quedará subyacente en el silencio celular de las proteínas y el individuo humano de nuevo
utilizará de nuevo la mirada para entender y para comunicarse. En el origen de todas las
lenguas naturales hay un estado monosilábico que, luego del descubrimiento del código
lingüístico de los odones, sabemos que basta con un verbo para “decir” todo lo que
deseamos comunicar. No es necesario complicar la construcción del tema a comunicar
con la adición de sustantivos, adjetivos, adverbios, complementos, conjunciones
pronombres y artículos.
Una proposición , aún hoy día, puede ser de una sola palabra. Con ella se
comunica por entero, un juicio, una idea, una declaración.
Cada vez que aparece la necesidad de adornar a la forma con adornos y apéndices,
y al contenido con explicaciones, la transmisión del mensaje y de su prístino sentido se
complica inútilmente. Se presenta a la idea bajo el vestido de un entramado nebuloso de
aglutinación, como si se desearía decir todo a la vez, como los niños. Luego, con el uso y
la creación de formas demostrativas y complementarias resulta que el sentido que se
desea transmitir no es más claro, sino más vago y hasta nebuloso. “Lo sencillo de este
mundo, siempre es lo más profundo” – reza el texto lírico de una canción de salsa cubana
de Henry Fiol, llamada “Oriente”.
Hemos progresado, pero con el progreso, se ha producido también un retroceso
en la transmisión del sentido de las cosas.
Esa es la paradoja de la civilización. El ventilador del lenguaje arroja en la lengua
y proyecta en el habla, la escoria de los ribetes, perejiles, perendengues, requilorios,
ringorrangos, guilindajos, perifollos, y pelitriques del discurso. Ello se percibe en todos
los niveles de la comunicación social: en los gestos, en la vestimenta, en el mobiliario, y
de la lista no podía faltar el uso de las palabras.
Tenemos miedo del minimalismo en el uso de la palabra: lo simple nos parece
insuficiente, la discreción es considerada un defecto de forma, lo elemental no nos parece
suficiente, la modestia nos molesta en su callado silencio y lo franco y directo en las
relaciones humanas lo tomamos como descortesía y carencia educativa.
Nos encanta lo ceremonioso, lo afectado, la parafernalia y el adorno en todos los
niveles de la vida. A esto he llamado retroceso del progreso.
¿Qué hacer? Respondo: -¡Nada! No es necesario hacer nada, mas bien nada hacer
para que no se adornen más las cosas. Si actuamos con discreción de la forma, el
contenido resalta. De modo natural, se va a llega de nuevo a un estado de sencillez del
lenguaje.
Se ha visto que la exuberancia de las formas, la indeterminación, ka variedad
extrema, la libertad sin control y la falta de restricciones es un estado primigenio, previo
a la simplicidad y austeridad del adorno.
Esto nos hace pensar que nuestro actual estado es infantil y que nos falta un largo
camino hacia la madurez. Al aspirar a la claridad, el usuario simplifica de modo instintivo
la lengua que habla, sin prestar atención a la falsa elegancia, a la corrección, o a la
elocuencia. Cuantas más palabras, más pobre es una lengua. Cuanto más posesiones tiene
el avaro, más claro es el estado de miseria humana en la cual se encuentra. Con el paso
del tiempo, lo superfluo se cae, las aristas se liman, lo inútil se deja de lado.

209

En acorde con tal proceso de claridad, finalizo aquí este escrito, para seguir los
principios de la música callada.

No son culpables las palabras por no ser nosotros capaces de entenderlas. Las
palabras son veraces, y cargan un sentido que los usuarios no comprenden.
Por tanto no podemos enjuiciar a las palabras y verlas como causa de nuestra
ignorancia.
Hay que ir al sentido original de las palabras: los griegos lo llamaban ethymos, es
decir carga intrínseca de aliento vital. Este sentido original sigue presente, aunque se
encuentra en un sustrato profundo, en un plano subyacente de la palabra. Cuando la gente
dice que la palabra verdad no ofrece garantía para conocer a la verdad, sostienen un punto
de vista muy superficial. Si comprendiéramos el sentido de la palabra, en un instante
conociéramos también a la verdad.
La nasa es una cesta de boca estrecha que llevan los pescadores, una suerte de
cilindro de juncos entretejidos con un embudo dirigido hacia adentro, en una de sus
bases, y cerrado con una tapadera en la otra parte, para poder vaciarlo. Fue descrito por
Platón en el Timeo. Lo que allí dentro se desliza, ya no puede salir. Digamos que es una
trampa. El pez es el sentido y la trampa es la palabra. He aquí lo que dice Chuang Tzu, en
el capítulo 26 de sus escritos, eso hace más de dos mil años:
“ La nasa es algo para atrapar peces. Un vez que el pez es atrapado, puedes
olvidarte de la nasa. La trampa es algo para atrapar conejos. Una vez atrapado el
conejo, puedes olvidarte de la trampa. Las palabras son algo para atrapar el sentido.
Una vez agarrado el sentido, puedes olvidarte de las palabras. Si pudiera yo encontrar a
alguien que haya olvidado a las palabras, desearía tener una conversación con un sujeto
así . . .”
El ruido es un artilugio natural de la energía para atrapar el silencio. Una vez
conocido el silencio, puedes olvidar el ruido . . . El conocimiento es un trampa para
atrapar el saber. Una vez saboreado el saber, puedes olvidar el conocimiento. Si logras
algún día entender el lenguaje de los pájaros, puedes olvidar todas las lenguas del
hombre.
210

*
Los dibujos que acompañan el texto, son míos.
En el episodio de la Cueva de Montesinos, del capítulo XXIII de la segunda parte
de El Quijote, el personaje venerable que encuentra nuestro héroe lleva en la mano un
rosario que Cervantes describe así:
“ no traía arma ninguna, sino un rosario de cuentas en la mano, mayores que medianas
nueces, y los dieces [o sea los misterios] asimismo como huevos medianos de avestruz; el
continente, el paso, la gravedad y la anchísima presencia, cada cosa de por sí y todas
juntas , me sorprendieron y admiraron. Llegóse a mí, y lo primero que hizo fue abrazarme
estrechamente, y luego decirme:
“ – Luengos tiempos ha, valeroso caballero Don Quijote de la Mancha, que los que
estamos en estas soledades encantados esperamos verte para que des noticia al mundo de
lo que encierra y cubre la profunda cueva por donde has entrado, llamada la cueva de
Montesinos: hazaña sólo guardada para ser acometida de tu invencible corazón y de tu
ánimo estupendo. Ven conmigo señor clarísimo; que te quiero mostrar las maravillas que
este transparente alcázar solapa, de quién yo soy alcaide y guarda mayor perpetuo
porque soy el mismo Montesinos, de quién la cueva toma nombre.”
El rosario de Montesinos es el rosario de los nombres que en este escrito hemos
revelado, con sus cuentas prefijos, infijos y sufijos y sus misterios – raíces, base/etimón –
tan necesarios para entender la fragua onomatopoiética de la aparición de tantos nombres
de islas, lugares, montañas y personajes de El Amadís y de las Sergas de Esplandián.
Apenas le dijo Montesinos quién era, el caballero le pregunta “si fue verdad lo
que en el mundo de acá arriba se contaba, que él había sacado de la mitad del pecho, con
una pequeña daga, el corazón de su grande amigo [DURANDARTE (DUR – AN – DAR
- TE)]- ”, para llevárselo a su BELERMA (BEL- ERM – A), como él se lo mandó al
punto de su muerte.”
La base BEL aparece en el nombre de Amadís BELTENEBRÓS y ERM es una
partícula etimón equivalente a la palabra griega HERMA –“piedra”. El sentido de
BELERMA es “Piedra Hermosa”, “Piedra Resplandeciente” es decir “bello secreto”,
misterio hermético y guardado en esas historias de nombres y hechos ejemplares.
El nombre DURANDAL (DUR –AN – DAL) de la espada de Rolando contiene el
mismo radical – DUR - que el nombre de héroe DURANDARTE (DUR – AN – DAR –
TE) y la partícula DAR es variante de DAL.

211

ANEXO sobre la Piedra
Metáfora del Ser, la Piedra es imagen de cohesión, fuerza, dureza, duración,
estabilidad y firmeza. En griego, estas cualidades están evocadas por el término stereos
que aparece también como forma prefijada. Stereos posee el sentido de sólido, pesado.
Muchos nombres propios tienen raíces relacionadas con el sentido de “piedra”:
• BOL
• CAL
• CAR
• DAL
• DAN
• DUR
• MEN
• ROC
• SAX
• SIL
• STAN
• STONE
• BETH
• BERG
• BETHEL
• LAPIS
• MEIN
• MINE
• PETRA
• HERMA
• CEPHAS
• ABADIR
• KA’ABA
• BAYTLOS
• STANCA
• SILEX
• LITHOS
He arriba las distintas raíces y palabras cuyo sentido se relaciona con la “piedra”,
o la “roca”, este último de origen prelatino.

212

El silex, silicis es en latín el nombre del pedernal de obsidiana; bolovan en
rumano, con la partícula griega arcaica BOL, el betyl, lat. baetylus, gr. baitulos – “piedra
sagrada”, adorada por los antiguos como un ídolo, el hebr. Beth – “casa” es en realidad
“piedra”. No hay que olvidar el bíblico nombre dado por Jesús a Pedro, Cephas –
“piedra” , que los setenta traductores de la Septuaginta tradujeron por “piedra”.
Lo mineral hunde sus raíces en mine, palabra galo-romana, de origen céltico y el
irlandés mein- mineral, o el galés muyn.
Recordemos el bretón dolmen, donde MEN – “piedra”- ”TAOL” – “mesa” y
también el menhir, donde men – “piedra” y hir “larga”.

213

El cromlech, monumento megalítico circular tipo Stonehenge, contiene la palabra
bretona y galesa lech – “piedra”. El crom significa “circular”. El grafito del lápiz se
llama en rumano “mina”.
ABADIR es el nombre de la piedra que Rhea, madre de Zeus, envolvió en
pañales y se la dio a comer a su esposo Chronos, quien devoraba todos sus hijos varones,
para evitar ser destronado cuando fuesen mayores. Así salvó Rhea a su hijo Zeus de ser
devorado.
Una de las historias etimológicas más curiosas relacionadas con la piedra es el
nombre de la flor llamada saxífraga – hierba que quiebra - (frangere) - las rocas, las
piedras (saxum). El adjetivo saxifragus – “que quiebra las piedras” dio el nombre a la
flor, que se usaba en infusión contra los cálculos de los riñones. Se llamó también
saxifragua, salsifrasia, sasafrás, o salsafrás. Es una planta de Florida y de los trópicos.
Lo que me produce gracia es imaginarme la vía por la cual se llegó a conocer tal
propiedad de la planta, seguramente por dejar hecha trizas las piedras sobre las cuales
crecía como parásita, tipo orquídea. Tal vez sea UR -, con sus variantes vocálicas AR-,
ER-, IR-, OR-, la partícula inicial arcaica más importante en la onomatopoiésis, a causa
de su sentido evocador de lo primordial, del origen y de lo primigenio. Es término muy
usado en la composición de los nombres germánicos. Está presente en URGADA (UR –
GAND – A), ORIANA (OR –I – ANA), ORLANDO (OR – LAND –O) IRLANDA (IR
– LAND – A, llamada EIRE [E - IR – E]), ARBAN (AR – BAN). Lo encontramos en la
mitología griega en los nombres de ERATO (ER – ATO) – una de las nueve musas, hijas
de la Memoria. Erato preside la poesía lírica, sobre todo la amorosa. De allí EROS (EROS), el dios del Amor. En EREBO (ER – EBOS) la partícula ER- designa la raíz misma
de las tinieblas infernales, el nombre del hijo del Caos Primordial y hermano de NIX, la
Noche. Presente en URANOS (OUR –AN – OS) , la personificación del Cielo como
elemento primordial y generador de todo lo que hay, es parte importante del nombre de
ULISES (UL – I – SES) – “hijo (SES) de los orígenes (UL)” , el nombre latino de
Odiseus. El infijo – I – del nombre ULISES (UL – I – SES) aparece mucho en los
nombres de persona y significa ‘él”, o “el-mismo”) . En los textos etimológicos
antroponímicos, se explica Ulises como un préstamo dialectal pero es, en realidad, un
nombre que posee la base original UL -, partícula que luego aparece como variante UR,
en URSUS (UR – SUS), equivalente latino del griego ARKHTOS (AR – KHT –OS) – el
Oso, a su vez variante mágica de AR – HAT, AR - CHA - IOS, AR – HE - TIP – OS).
Un apelativo mágico del Oso es “El Viejo”. El griego arkhaios evoca la categoría
de lo antiguo y ancestral. El elemento de composición cultista ARHI evoca lo original de
lo cual se generan múltiples copias.
En cuanto al elemento OL- con su variante posterior OR-, lo encontramos en el
nombre de la montaña (gr. oros, horos) por excelencia: OLYMPOS (OL – IM - POS),
morada de Zeus y mansión de los dioses primordiales, en realidad una morada celeste.
La partícula arcaica UR – aparece en una variante como UT -. Hay varios ejemplos,
como el nombre del Noé babilónico de la epopeya de Guilgamesh – UTNAPISHTIM
(UT – NA – PISHT – IM), el nombre medieval de la primera nota do – UT, de la gama
musical, recordada por un procedimiento nemotécnico con un himno a San Juan que
comenzaba con el verso Ut queant laxis . . . etc.

214

El nombre del útero – la “matriz”, en gr. metrios , lugar de nuestro origen (el
personaje UTHER PENDRAGON es el padre de Arturo) y el nombre de la placenta en
griego es AKLOTHON , HAKLOTHON - una anagrama de ATLANTIS, cuya
base/etimón TLN está presente en haklothon y en Atlantis. Aunque haya diferencias
fonémicas, fonéticas y fonológicas entre /t/ y /th/, no las hay en el plano semántico
arquetipal, o primordial, de la construcción del código SYNTAXIFONOSEMANTIKON:
el son original de las dos variantes es /d/, [d], d.
La relación metafórica que tiene la isla hundida Atlantis con la placenta es muy
profunda: ¡la Atlántida eres tú! Somos un continente sumergido en el océano de nuestra
vida y destino . . . Los diez reyes de Atlantis son los diez dedos de las manos. Cada uno
de los elementos del mito de la Atlántida tiene sus correlatos en la anatomía y fisiología
del cuerpo humano. Somos los sobrevivientes de un diluvio amniótico que ha durado
nueve meses en el útero de nuestra madre. El sentido arcaico de ATLANTIS es
encontrado a través de la de-composición onomatopoiética del nombre:
AT – LANT – IS
equivalente a
OR – LAND - O
OL – IMP - O
El sentido arcaico de estos nombres es “país primordial”, “país de origen”, “tierra
primigenia” . . . Thomas Moro inventó la palabra UTOPIA, de OU – ningún (el mismo
OUDES de Odiseo) y TOPOS – lugar.
ATLANTIS es exactamente el término opuesto. SINAPIA es otro nombre utópico
de origen curioso, pues es el anagrama de ISPANIA (HISPANIA) En griego la palabra
spanios significa “extraño” , “curioso”.

ANEXO sobre el Origen de la Lidia del Toro
En el Diccionario Onomástico y Onomatopoiético hemos visto que la raíz/base
del nombre Leonoreta es la misma que la del nombre de Oriana, su hermana (¡!): OR.
También se ha afirmado que el sentido de este etimón no es “oro”, o “de oro”, ni
“montaña”, o “de la montaña” – gr. OROS –; lo encontramos en la palabra griega
OREIKHALKOS – traducido erróneamente como “bronce de montaña” o “montaña de
bronce”.
El oricalco es el metal fabuloso de los antiguos atlántidos, que se encuentra sólo
en la Atlántida, según Platón. Sin embargo, en nuestro común (lector-autor) análisis y
entendimiento, vemos la partícula OR, de OR – I – ANA, como variante de UR, de UR –
GAND – A, donde UR es “origen”, “fuente”, y no el etimón OROS – “montaña”. Por
tanto, el sentido de ORICALCO (OR – I – CALC – O), un metal casi fantástico por lo
mágico de su naturaleza, no es “bronce de la montaña” sino “luz de los orígenes” o
“compuesto alquímico por CALCinación que puede dar a luz, vida”.
El mito de la Atlántida está impregnado por la presencia de un profundo sentido
metafórico y anatomo-fisiológico de la descripción que hace Platón del Oricalco (gr.
“oreichalcos”) en la Atlántis – Atlántida.

215

Este metal precioso que sólo existe en la isla Atlantis es el semen viri, el esperma
(gr. sperma), la semilla de los orígenes, el Blanco Titanio - Calcio – blanco primordial.
Todo el mito de la Atlántida se refiere al proceso de gestación de un ser humano, en la
matriz-útero (ver el nombre de UTHER , Uther Pendragón, en la leyenda artúrica, un
nombre elegido a propósito y relacionado con el episodio alegórico del Caballo de Troya,
un intruso en la ciudad) El feto nace por el intermedio e intercesión de la placenta, en
griego HAKLOTHON, una criatura diferente de la madre y del niño que va a nacer, y
cuya duración de vida es de nueve meses. La placenta se hunde, luego de una agonía de
contracciones, en 24 horas, como una isla luego de un terremoto, en este caso unos
temblores (contracciones) somáticos.
Es el mito de la Atlántida, en griego Atlantys, un relato iniciado por Platón en el
Timeo, que luego reanuda y desarrolla en el Critias, lo que representa la única fuente del
mito de Atlantis.
Lo fascinante de esa interpretación amniótica del mito de la Atlántida es que esa
Atlántida ¡eres tú!
He aquí un testimonio: todos los años, los atlántidos se reunían en la capital, para
festejar y celebrar una ceremonia especial, un ritual de un combate con un toro, que ha
perdurado hasta hoy día en las faenas de las corridas de toro de España y América Latina,
de Méjico, pasando por Venezuela, hasta Perú, una faena llamada lidia. LIDIA es un
antropónimo femenino, muy frecuente hoy, que reproduce el griego LYDIA, presente en
Sófocles (Las Trahinianas), nombre de hetaira, bailarina ritual. El nombre reproduce otro
apelativo, pero geográfico: es un topónimo – LYDIA, estado de Asia Menor, ocupado por
los persas de Darío, hijo de Histaspe, por los años 547-546 a.C., los días en los cuales
vivía en Efeso, Heráclito.
El nombre de LYDIA no aparece en Homero, que llama esta región MEONIA, o
en otras fuentes - MAIONIA, nombre que reproduce el lidio LUDA. Los habitantes de
Lydia eran llamados LUDI por los asirios del tiempo de Assurbanipal. En cuanto nos
concierne, es obvio que la palabra española lidia proviene de la misma fuente y tiene el
mismo origen que el nombre de la Lidia de Asia Menor: LUD, LID, LOD – “juego”,
“juego ritual”. Es el arquisema LOD presente en los nombres GANDALOD (GAN – DA
– LOD) y ANDALOD (AN- DA –LOD) de El Amadís. En La isla de Creta el juego con
el toro era la taurobólia, una suerte de teatralización gimnástica preliminar a la lidia, en
la cual los jóvenes se agarraban de los cuernos del toro que se precipitaba hacia ellos en
feroz embiste. Al levantar el toro bruscamente la cabeza, el joven que había colocado con
destreza sus manos sobre los cuernos, era catapultado hacia la espalda del animal donde
un compañero lo recibía en brazos, tal como se representa en los frescos de Cnosos, en
Creta.
Retornemos a la celebración de la lidia ritual del toro que ocurría cada año en la
Atlántida: después de sacrificar el toro, los atlántidos se juzgaban mutuamente, luego de
comulgar bebiendo la sangre del animal degollado.

216

Estaban vestidos de un gran ropaje azul oscuro, en plena noche, sentados sobre
las cenizas aun calientes del sacrificio, y tras de haber sido apagadas todas las antorchas
y luces. Aquí finaliza el testimonio del fragmento de Platón. Eso ocurría nueve mil años
antes de la época de Platón.
El episodio evoca todo el proceso amniótico de gestación de una criatura humana,
sin obviar el cuento del juego erótico de los padres, mujer-hombre, un sacrificio, es decir
un hecho-sagrado que ha dado pie a la ceremonia. El encuentro erótico es una lidia
graciosa en la cual se sacrifica el toro, un toro metafórico – el membrum virile. El
vestido talar azul oscuro de la ceremonia atlantisiana (suena como amadisiana) es la
mantilla y la oscuridad del vientre, donde los niños - el feto -, está sentado, meditando en
su próxima aventura odiseica.
Cuando a un niño se le llama enmantillado es que la criatura ha nacido envuelta
en las tres membranas fetales llamadas por las comadronas mantilla, lo que es tenido por
un gran signo de buena suerte.
En cuanto a la relación que pueda tener la lidia de toros con el LUDUS del país
Lidia y el juego amoroso sexual he aquí lo que escribe el etimólogo Joan Corominas
acerca del verbo LUDIR, presente en español desde hace cientos de años: LUDIR es
“frotar o estregar una cosa con otra”, probablemente del latín LUDERE – ‘jugar’,
‘juguetear’, quizá pasando por por “ retozar amorosamente, yacer carnalmente”, que
también es acepción latina. Es muy corriente la pronunciación vulgar luir o luyir. De allí
ludibrio – ‘juguete’, del latín ludus – ‘juego’. La lid y la lidia son palabras con la misma
base/etimón/raíz - LD, con sus arquisemas variantes partiendo de LID (LAD, LOD,
LUD, LED). Si una lid es una contienda de razones, criterios y argumentos, una lidia es
ya algo más serio, un combate que se supone proveniente de la idea de litigar (ese
término tiene el arquisema LIT, variante fónica de LID) pero es en realidad un luchar con
el toro, incitándolo, presionándolo, pinchándolo, penetrándolo, punzándolo con
banderillas y esquivando sus embates y acometidas hasta darle muerte con un golpe de
gracia. El término RUT, de donde ha nacido la idea de rutina, de ritual, y de rito,
proviene del mismo arquisema RUT, originalmente RIT, y si catamos aun más al fondo
de estas capas de composición semántica, encontraremos la base/raíz/etimón LID. El
sentido actual de la palabra rut se refiere a la actividad sexual de los animales, en un
preciso período del año. Los animales también tienen en febrero, su día de San Valentin,
Día de los Enamorados. ¿Qué otra cosa más que rutina es la vida sexual de los animales y
la actividad erótica humana en el marco de la familia?
El ser humano debería estar más atento con este fenómeno de catacresis sexual
(disminución ontológica del sentido de una acción a causa de la rutina) y tratar de
transformar esa rutina en el sexo en un ritual sagrado, como lo era, ciertamente, en
tiempos de Adán y Eva. Por lo menos eso es lo que nos quieren vender los mitógrafos.
Con el tantrismo y con el taoísmo, sin embargo, se ha llegado ya, a ese nivel de sutileza y
perfección erótica, y debemos darnos por satisfechos que algo así haya sido ya creado,
imaginado, teorizado y convertido en sutil técnica amorosa. En francés el término rut es
muy antiguo (siglo XII) y se supone que el sentido actual proviene, por extensión, del
latín rugitus – ‘rugido’. En realidad, es todo lo contrario: rugitus proviene, por
especialización, del término rut. El rumano ruget es una variante de rut con el interfijo
[ – gi/ge - ].

217

El bramado del ciervo se llamaba - en el siglo XIII - ruit , literalmente ruido en el
bramadero, el sitio ‘adonde acuden con preferencia los ciervos y otros animales salvajes
cuando están en celo’. (DRAE)
Sin embargo, la raíz o arquisema de rut es la partícula RIT y su variante
primordial LID, elementos que no están distanciados ni del aspecto erótico humano, ni
del período de actividad sexual durante el cual los animales salvajes buscan acoplarse,
juntarse, unirse. En ese estado de ardor en el cual se encuentran en tal período, una
hembra en calor se define, en francés, como femelle en rut. En griego, el período de rut
es un ‘instante propicio’ llamado kairós y se define del siguiente modo: ho kairós tes
hokeías, tes míxeos ton heláfon kaí ton toiúton. En inglés rut es sencillamente lo mismo:
período de celo.
La raíz indoeuropea LEID – jugar, es, en realidad, el arquisema LID:
 Gr. lízei – ‘juega’
 Lat. ludus – ‘juego’, “diversión”
 Fr. ludion – ‘histrión’, ‘bufón’
 Sánscr. lila – ‘juego’
La transmutación del lodo en loto
El origen y estado primigenio del juego se relaciona con el lodo: de lodo hizo
Juan, niño, unos pajaritos, cuando jugaba de chiquitín, en el patio, con su amigo Jesús,
seis meses menor, pues había nacido en la noche de Navidad. Juan era el futuro Juan
Bautista. Cuenta la historia popular que Jesús tomó es sus manos los pajaritos de lodo de
Juan y sopló un vaho encima de ellos, como se sopla sobre la superficie límpida de un
espejo. Al instante, los pajaritos volaron y desaparecieron entre las nubes . . .
Los antiguos juguetes mayas, chinos, o incaicos eran hechos de lodo.
Lodo es un término arcaico que se encuentra en todo el área europea: el lutum
latino, el lut rumano, el lut francés, el italiano loto, el portugués lodo, el neo-griego
loutos, etc. La historia de la palabra loto, la flor de lotus que hunde su largo tallo-raíz en
el lodo del lago y florece en eclosión en la superficie - el acto de florecer se llama en
griego anthesis - , es una historia que está ligada al lodo, pues esa flor es hija del lodo,
imagen de la alquimia de la naturaleza que transustancia el lodo en loto. Se cree que el
loto fue la primera flor del universo y de hecho es la imagen de la vulva: en la literatura
romántica china la palabra que designa a la flor de loto es usada para la vulva. Me han
dicho que Loto de Oro es el apelativo más anhelado por una geisha. Prometo: Loto de
Oricalco le diré a mi amada . . .
Tanto en Egipto, como en la India, China o Japón, el loto es la imagen del amor:
sobre el tallo que se hunde en el lodo, florecen dos flores . . .
En Egipto se le llama nefer – ‘hermosura’, como el nombre de Nefertiti, y en
rumano es nufar. Los árabes se refieren al loto con la palabra nainufar, los italianos lo
llaman nenufero, los turcos nufer, los franceses nénuphar, y los persas nilufar. Es el
‘nenúfar’ - la Nymphea Alba, nombre científico, pero en realidad erótico, pues nymphe
es el nombre griego de la vulva, que también se llama delfís, o metra.

218

Los hombres científicos han inventado el término femenino nimfomanía que de
hecho nombra algo que no existe, pues el veneno depende de la dosis: si se pasa de lo
preciso es letal y si la cantidad es controlada, es una poderosa medicina.
Podemos arrastrarnos en el lodo y guardar la pureza, o nadar entre nenúfares y ser
contaminados. Somos lotófagos, pero con esa dieta hay el peligro de transformarnos en
cerdos, perros, o leones, cada cual según su naturaleza, como les ocurrió a los amigos de
Odiseo en Ea, la isla de Circe, o a los padres de Chihiro, en la película de Hayao
Miyazaki.
Pero si somos amigos de Hermes, dios de los secretos y amigos de la ninfa
Calipso y nos quedamos en su isla Ogigia, sabremos el secreto de la planta moly, que al
tomarla, el efecto de la flor de loto se aniquila y seguiremos siendo humanos, como le
ocurrió a Odiseo. Hay que mezclar moly en el contenido de la copa de Circe.

*
ANEXO Papal
Con ocasión de la elección del nuevo Papa Francisco, jesuita y Gloria Olivae le dedico
este escrito . . .
ESTUDIOS SOCIO-POLÍTICOS
SINAPIA
Una utopía española en el siglo de las luces

219

El tema de las “Reducciones” jesuíticas del Paraguay es uno de los casos más
sonados de la historia. Relacionado con la idea de la utopía social, este aspecto está
inscrito en la memoria del continente como un hecho político y no tan sólo religioso.
¿Qué era una “reducción”?
El Padre Antonio Ruiz de Montoya la define en su obra Conquista Espiritual, del
siguiente modo:
“. . . llamamos Reducciones a los pueblos de Indios, que viviendo a su antigua
usanza en montes, sierras y valles, en escondidos arroyos, en tres, cuatro o seis casas
solas, separados a legua, dos, tres y más unos de otros, los redujo la diligencia de los
Padres a poblaciones grandes y vida política y humana, a beneficiar algodón con que se
vistan.”
Bastan estas pocas palabras para percibir, detrás del texto, la filosofía y la teleología
jesuítica de la Conquista.
En realidad no se trataba de sugerir a los indígenas una mera reducción de su
dispersa visión de vida social, sino también educarlos para la construcción de una
sociedad perfecta, austera, serena y , por ende, utópica. Fue un experimento de
laboratorio social, una puesta en escena de ciertos ideales “jansenistas”, una
materialización de los conceptos metamórficos de la perfección humana.
UTOPÍA: No hay tal lugar , traduce Quevedo en el prólogo a la versión,
expurgada, que en 1627, hizo don Gerónimo Antonio de Medinilla y Porres de la obra de
Tomás Moro.
News from Nowhere titula su obra sobre Moro, William Morris , en el siglo
XIX. Ningunaria llamaban los marineros antiguos a las Islas Canarias, imagen mítica de
las Islas de los Afortunados.
La necesidad de buscar a Nadie y a sus moradas situadas en Ninguna Parte, es
una auténtica moda de la época.
Al hablar de utopía, todos pensamos, - es casi una muletilla - , en la República de
Platón. Lo mismo pensaron Tomás Moro y su tocayo, Campanella. Pero la utopía de
Platón no está en la República sino en las Leyes. En el libro V de la República, al final,
los interlocutores de Sócrates escucharon su plan de la república perfecta y todos
quedaron complacidos.
¿Pero es acaso posible semejante república? Sócrates reconoce que tiene : “...
cierto temor y vacilación ante una proposición tan extraordinaria como ésta, que ahora
tengo que investigar y explicar ...”
Las Reducciones jesuíticas no son originales y tampoco se basan en modelos
utópicos de organización social como los representados en las obras de Platón, Thomas
Moro o Tomaso Campanella. Antes de las Reducciones, el mundo hispano era, en si
mismo, una auténtica fuente de inspiración, directa, inmediata, presente y experimental.
Hace unos años, en 1975, el bibliotecario de la Fundación Universitaria Española,
don Jorge Cejudo López, dio noticia de la existencia de una utopía española del siglo
XVIII, en el catálogo que publicó en el mismo año. Se trataba de SINAPIA, Península en
la Tierra austral.

220

El texto original de
la SINAPIA se encuentra entre los documentos
pertenecientes a don Pedro Rodríguez de Campomanes, hoy depositados en la Fundación
Universitaria Española. El legajo en cuestión consta de 10 cuadernillos escritos por
ambas caras, con un total de 80 páginas. La letra es del siglo XVIII. Es este un verdadero
descubrimiento, que no sólo enriquece los estudios sobre la utopía sino que vierte nuevas
luces en el oscuro y tan desconocido mundo de las visiones políticas de aquellos días.
La frugalidad, la sobriedad y la austeridad de los habitantes de SINAPIA son
puntos virtuosos de la misma naturaleza humana que los jesuitas trataron y lograron
implantar en las Reducciones del Paraguay. Tanto los jesuitas como el autor de la
SINAPIA, descartan la violencia física como medio para conseguir la adhesión religiosa.
Nada hallamos en la Descripción de la SINAPIA que contradiga al catolicismo profundo
que todos los autores coinciden en atribuir a las Reducciones jesuíticas del Paraguay. El
régimen educativo de Sinapia y las instituciones y modalidades educativas de las
Reducciones tienen muchos puntos en común. El interés por la medicina naturalista, las
curas hidroterápicas, el uso de las plantas, las mezclas naturales, la iatromecánica y la
iatroquímica que practican los sinapienses, encuentran su eco en la visión jesuítica de la
salud, de la terapia y de la terapéutica, de la profilaxis y de la ciencia del diagnóstico.
En un campo diverso, el de la milicia, hallamos también mutuas resonancias entre
Sinapia y las Reducciones.
El primer organizador de las Reducciones fue el Padre Diego de Torres, cuyos
ideales jurídicos eran similares a los del Padre Las Casas, en cuanto a la coherencia con
que procede a la aplicación de la justicia.
La primera Reducción se fundó en el año 1610, con el nombre de San Ignacio Guazú (Guazú quiere decir en guaraní grande). Algunos de los misioneros murieron de
hambre, otros se perdieron sin huella y otros fueron sacrificados por los indios. Tres de
ellos, - triste y santa consolación - han sido beatificados. El grupo de jesuitas que llevó a
cabo tal extraordinaria puesta en escena de los ideales de perfección socio-política y
personal que fueron la base filosófica de las Reducciones, estaba formado por individuos
de las más diversas especialidades, virtudes y nacionalidades. Habían entre ellos pintores
y escultores, médicos e ingenieros, educadores y agricultores, orfebres y metalúrgicos,
arquitectos y farmacéuticos.
Tanto la vida como la organización en las Reducciones tuvo dos principios
rectores: la autonomía del indio con relación a la población blanca y la educación
política, religiosa y existencial.
Las Reducciones se construían de manera uniforme y no casual.
El número de habitantes estaba controlado: no pasaban de siete mil y no bajaban
de mil. Cada reducción era dirigida por tres misioneros. El sacerdote era el jefe absoluto
de la Reducción, pero sus palabras eran consideradas Palabras de Verdad.
La constitución fundamental fue la familia y la Reducción era, en cierto modo,
autárquica, ya que contaba con todas las facilidades, artesanías e instrumentos que
requería las austera vida de aquellos tiempos.
En un período de casi 160 años de existencia, el número de las Reducciones llegó
a 37, al contar también las del Obispado de Santa Cruz y Alto Chaco y Chiquitos.

221

En cuanto al régimen de propiedad privada, es notable la categoría de
ABAMBAË o posesión privada, más que todo en lo relativo a las tierras en oposición a
la propiedad de Dios o TUPAMBAË, los bienes de la comunidad, especialmente los
terrenos donde se cultivaba el algodón y los cereales, el tabaco, el mate y otras plantas.
Las Reducciones tenían gran cantidad de ganado. Poseían talleres para fabricar las
herramientas y los oficios que desempeñaban eran multiformes: plateros, doradores,
armadores de canoas, artesanos de instrumentos musicales de grande o pequeño tamaño,
como órganos y violines, torneros, curtidores y retablistas, barrileros y sombrereros.
La lengua guaraní fue elevada a una auténtica dignidad poético-literaria y a través
de publicaciones, (gramáticas y diccionarios), es hoy día una de las más documentada del
las lenguas indígenas del continente.
Al leer uno tales descripciones de la vida indígena de las Reducciones, no puede
menos pensar en las imágenes de la SINAPIA.
Todos los detalles de la vida diaria en el seno de la comunidad indígena, eran
observados y controlados hasta el punto de formar un verdadero mecanismo con mira
hacia lo religioso. El tambor de la plaza tocado al amanecer, anunciaba la hora del
despertar.
Los niños y los jóvenes tenían que ir a la iglesia para rezar, oír la misa y luego
trabajar cada uno en lo que se le había encomendado, no antes de ir a desayunar para
luego regresar a la plaza para la asignación del respectivo trabajo. Los misioneros
consideraban que si a los niños se les dejaba en libertad, se criaban ociosos. Por la tarde,
se vuelve a orar, se puede platicar y también rezar el rosario. Los que se mostraban
ágiles, eran elegidos como monaguillos y aprendían a leer y escribir en guaraní, en latín y
en castellano; se les enseñaba también música y danza.
A su vez, los adultos tenían un ritmo diario acorde a su condición.
Después de la misa, una actividad que no era obligatoria, los hombres iban a
tomar el mate para luego volver a trabajar. A la tarde volvían a rezar el rosario y en ese
momento reciben de nuevo el mate y la cantidad de carne que se reparte casi a diario,
entre todos. En la noche, un redoble de tambor anunciaba la hora de queda y las calles de
la comunidad empezaban a ser rondadas por equipos de vigilantes entrenados para tal
oficio. Esta uniformidad de las actividades y costumbres ha sido uno de los puntos más
criticados por los enemigos de las Reducciones pero no es menos cierto que los indígenas
vivían gustosos bajo este yugo de orden paternal.
El paternalismo excesivo ha sido, tal vez, una de las principales causas del
derrumbe de las Reducciones. Pero no todo es color de rosa en la historia: esta notable
experiencia social ha sido sometida a la hostilidad y al salvajismo de los bandeirantes.
Las bandeiras lusitanas y brasileñas eran una suerte de expediciones de rapiña en
búsqueda de poblaciones indígenas prósperas con el objeto de agarrar esclavos para la
venta en los mercados de Brasil. Más de 200.000 indios secuestraron los bandidos de la
selva entre los años 1628 y 1631. Como en las Leyes de las Indias estaba prohibido el
uso de las armas entre los indios, tuvieron los jesuitas que solicitar una dispensa especial
que reivindicara este uso y además luchar codo a codo para defender sus comunes
logros. Gran valentía mostraron los indígenas en la defensa de lo suyo y también
prestaron ayuda a los españoles cerca de Buenos Aires, contra los portugueses.

222

Es gracias a los indios de las Reducciones, el que la República del Uruguay, con
su actual territorio, perteneciese a los españoles. La ruina de las reducciones se debió, tal
vez, al demasiado tiempo que duró el régimen paternalista de los jesuitas.
Uno de los más nostálgicos testimonios de la Historia de la Iglesia, el retorno de
los indios a sus antiguos hábitos y costumbres, aparece en las palabras de un indígena,
bajo un crudo brillo: “... Padres, esta nuestra capacidad es distinta de la de los
españoles, porque estos son constantes en su entendimiento, pero nosotros sólo lo
tenemos a tiempos ...”
Así como detrás de la breve definición de las Reducciones, que el Padre Ruiz de
Montoya ofrecía en su obra Conquista Espiritual, se percibía toda la filosofía de los
jesuitas, asimismo, aparece detrás de las palabras de los indios, la auténtica visión de su
condición natural y de su destino humano. Se puede percibir una amarga ironía y a pesar
de que los indios amaron mucho a los misioneros y los respetaron hondamente, no deja
de ser motivo de reflexión el retorno a sus hábitos y costumbres ancestrales, luego de la
ruina de las Reducciones.
Todas estas palabras saltan en la memoria y nos hacen recordar otro grave
testimonio de los habitantes autóctonos de las tierras americanas que, en boca de uno de
sus maestros, Crazy Horse de Lakota, dicen lo siguiente:
“... Nosotros no les hemos pedido a ustedes, hombres blancos, venir aquí. El
Gran Espíritu nos dio esta tierra como hogar. Ustedes tienen el suyo. Nosotros no hemos
interferido en sus cosas.
El Gran Espíritu nos dio bastante tierra para vivir en ella, y búfalos, venados,
antílopes y otros animales. Pero llegaron aquí ustedes; ustedes toman mi tierra; ustedes
matan nuestros animales, tanto que se nos hace muy difícil vivir. Ahora, nos dicen que
tenemos que trabajar para comer, pero el Gran Espíritu no nos ha hecho para trabajar
sino para vivir, cazando ... Ustedes, hombres blancos, pueden trabajar, si así lo quieren.
Nosotros no nos metemos en vuestras cosas y , de nuevo, vienen y nos dicen que ¿
porqué no llegamos a ser civilizados ? ¡Nosotros no queremos vuestra civilización!
Nosotros vivimos así como vivieron también nuestros padres, y sus padres antes de ellos
...”
Todo esto explica, más que la Sinapia misma, la razón por la cual jamás va a ser
el indio americano objeto de doma, amaestramiento o domesticación. Su vida salvaje le
entrega todas las verdades que un ser humano necesita para comprenderse.

223

He aquí una parodia actual de la famosa carta de Crazy Horse:
A High School Parody of the
Crazy Horse Letter

A High School Parody of the Crazy Horse Letter
We did not ask you adult men to come here. The Great Truth gave us this body as
a home. You had yours. We did not interfere with you. The Great Truth gave us plenty of
joy to live with, and fantasy, imagination, intelligence, creativity and other games.
But you have come here; you are taking my freedom from me; you are killing off our
games, so it is hard for us to play. Now, you tell us to study for a grade, but the Great
Truth did not make us to study, but to enjoy life by playing. You adult men can study if
you want to. We do not interfere with you, and again you say, why do you not become
adult? We do not want your adulthood. We would live as other children did, and their
young friends before them.
Traducción:
“Nosotros no les hemos pedido, a vosotros, gente adulta, a venir aquí. La Gran
Verdad nos ha dado este cuerpo como morada. Vosotros tenéis el vuestro. Nosotros no
nos metemos en vuestros asuntos. La Gran Verdad nos ha dado suficiente alegría para
vivir, y fantasía, imaginación, inteligencia, creatividad y otros juegos.
Pero vosotros han venido aquí; están quitándome mi libertad; están matando nuestros
juegos, así que es difícil para nosotros seguir jugando. Ahora, nos dicen que tenemos que
estudiar para recibir un grado, pero La Gran Verdad no nos ha hecho para estudiar, sino
para disfrutar de la vida y del juego. Vosotros, gente adulta, pueden estudiar, si quieren
hacerlo. No nos metemos en vuestras cosas; luego, vosotros insisten, diciéndonos:”¿Por
qué no se hacen adultos?” Nosotros no queremos su adultez. Nosotros vamos a vivir
como los otros niños lo han hecho, y sus jóvenes amigos antes de ellos . . .”
224

1000Arepas Frenzy Course (Laputa Island)
*
Nota Bene
Esta carta fue creada durante mi estancia en Miami, Florida (2004-2007) como
director de actividades de Arts & Minds Academy, en Coconut Grove. Es un testimonio
que pone en tela de juicio la actual manera de educar a los niños en nuestras escuelas.
Años después, hoy, en Madrid, una profesora de literatura medieval me invita a
su clase y luego, me envía lo que los alumnos escribieron:
Hola Daniel: tu llamada telefónica la recibí mientras transitábamos por la autopista y no
se oía muy bien.
Pedí permiso a mis alumnos para reproducirte alguna de sus reflexiones sobre tu
presencia en su aula y me lo han concedido. He corregido sus faltas ortográficas pero he
transcrito sus palabras tal cual aparecen en sus escritos y la mayoría coincide en que
desean volver a verte, así que destaco lo que tienen de original y que no se repite:
DIEGO: "Al principio nos empezó a relatar sus orígenes, ...nos contó la leyenda de
Ulises."
ARÉVALO: "Hizo una pregunta que me interesó mucho: ¿Cómo se llama un buscador
que ya ha encontrado?.. Es un señor muy sabio y con una gran inteligencia."
LALDJA: "A mí me ha transmitido mucha seguridad, me parece un hombre muy seguro,
muy sabio, (...) me ha transmitido que no hay que tener miedo a exponer".
ISAMEL PALLOL: "Se sabía hasta el nombre de la sirvienta de la mujer de Odiseo".
PATRICIA: "A mí me fascinó mucho cómo contó el mito de Odiseo ...Me hizo
reflexionar mucho... "
JEFFERSON: "También dijo que hay que defenderse mentalmente".
DAVID: "Con sus relatos, hizo que la clase estuviera callada.
Me hizo unos regalos personales por ser mi cumpleaños."
CHRISTIAN: "El señor Medvedov me dejó pensando una pregunta: ¿Qué sería un
buscador que ya ha encontrado? Y no me vino nada a la cabeza y todavía lo sigo
pensando".
Anónimo: "Me gustó mucho la forma de expresarse".
JOSÉ LUIS: " Fue una persona encantadora y también con muchos secretos por
explicarnos".
JULIO: "Daniel Medvedov es un profesor de universidad que enseña el saber estar en
clase desde el punto didáctico de la lengua".
Anónimo:
"Nos dijo que sabía diez idiomas y que no era difícil de saber, nos puso un ejemplo sobre
el idioma chino y que ellos hablan como Tarzán".

225

ROBERTO: "Que para hablar un idioma no hace falta sabérselo entero".
Anónimo: "Me gustó lo que dijo que si alguien nos insulta no debemos recibir ese insulto
porque es como si te regalaran un regalo y tú no lo quieres recibir".
CRISTINA: "Saqué la conclusión de que , si alguien nos falta el respeto o nos manda un
insulto, no debemos contestar, sino mantener silencio, en señal de que lo que nos han
dicho no es una parte real de nosotros."
SARA: "Creo que la charla que nos dio fue más educativa que nuestras exposiciones".
DELIA: "Lo veo como uno de mis ídolos y me gustaría llegar al nivel de sabiduría y
misteriosidad que él tiene naturalmente. También viste muy bien y parece una persona
con clase".
DIANA: "En mi casa, por la tarde, miré el regalo de Daniel y visualicé cómo realizó el
dibujo, y me imaginé cómo lo hizo y me causó impresión porque jamás habría pensado
que podías crear un dibujo sin antes pensar que va a hacer al ver el papel".
LYDIA: "Cuando entró por la puerta no hablaba pero después se puso a hablar de cosas
que nos interesa saber, como puede ser la vida. Tenía un aspecto amable, simpático. Iba
vestido con traje y un sombrero y sus ojos eran de color azul como el mar."
ROSARIO: "Nunca había escuchado una bonita charla. Se me quedó una cosa
importantísima: que nadie puede ser todo o mucho."
SERGIO: "Aprendimos que en la vida puedes dedicarte a muchas cosas... y que lo
contrario, lo opuesto y lo complementario no es lo mismo."
TAMARA: "Ayer mi clase y yo conocimos a Daniel Medredov, un joven hombre que es
amigo de mi profesora Margarita Nieto".
DIEGO: "Nos enseñó que insultar los pensamientos de alguien, no era ofenderle a esa
misma persona".
HAROOLD: " Me gustaría viajar tanto como él. Me pareció interesante lo que contó
sobre la defensa personal física y psicológica, los estados de ánimo, cómo reaccionar ante
ellos y los diferentes elementos significan un estado de ánimo o alguna cualidad... Que a
veces es bueno ser nadie. Me gustaría que volviese aquí porque es muy interesante lo que
cuenta."
No olvidarán nunca el regalo que les, nos, hiciste.
Con afecto sincero,
Margarita.
A mi también me han impresionado los muchachos y muchachas de Margarita.
Me parece encantador todo eso, la manera de ellos de ver las cosas, cómo describen lo
que han oído y entendido, como miran a la gente y qué cosas les pueden impresionar.
Por ello vale la pena ser educador . . .

*

226

Anexo Amadisiano

AMADIS
Lectura secreta de un nombre ritual
Hay en Madrid una Casa llamada “La Inclusa”, pues “incluir” es poner algo dentro y
además aceptarlo y admitirlo como miembro del grupo, conjunto, o gremio. Es una casa
donde se recoge y cría a los niños expósitos. El término “inclusa” define también una
“esclusa” – suena gracioso, pero es cierto – una esclusa de un canal de navegación (del
lat. inclusa – “cerrada”) Pero la historia de la casa de los expósitos en Madrid es otra:
según una tradición no comprobada, el nombre trata de la imagen de la Virgen llamada
“Nuestra Señora de la Inclusa”, traída en el siglo XVI de la Isla L’Écluse, en Holanda,
por un soldado español de la Guerra de los 100 años y colocada en la casa de expósitos
de Madrid. L’Ecluse es el nombre francés de la ciudad holandesa de Sluis. En España
L’Ecluse dio el castellano anticuado enclusa y el vasco inkulusa.
En estos días (2013), veo y oigo en TV la noticia de la venta de un famoso cuadro
llamado “La Inclusa”, posesión de la baronesa Tita Cervera, que alcanza en una subasta
un precio de muchos millones de euros. La pintura, en estilo romántico-idílico muestra el
momento en el cual el ícono de la Virgen es salvado de las olas del mar por dos
personajes masculinos en un barco. La baronesa explicó la venta del cuadro como un
movimiento comercial para tener “algun dinero” fluido en el bolsillo, pues el valor de
sus pertenencias (casas, villas, cuadros) se elevan ciertamente a una cantidad aproximada
de 60.000.000 de euros, pero nada de “cash”. La historia del cuadro y el origen del
nombre de La Inclusa son testimonios sociales españoles de gran valor metafórico.
La misma ubicación de Miraflores a dos leguas de Londres en El Amadís es un
gesto de toponímia mítica del palacio-jardín del libro, pues Miraflores de la Sierra está a
unos kilómetros (unos sesenta, aproximadadmente) de Madrid. Y Gaula, aunque Wales,
país de Gales, es España dondo lo pongas, en la famosa novela de caballería.
E x p ó s i t o: primero que todo, el niño que recibe este nombre es un inclusero - Amadís
es un expósito, un inclusero y un recogido (del lat. expositum – “expuesto”, o sea un
recién nacido, dejado, colocado, confiado, o abandonado en un paraje, o sobre las
escaleras, en la entrada de la inclusa (¡!) o en algún establecimiento religioso o benéfico,
dejado a porfía en las aguas de un río, o en la mar, o simplemente botado a la basura,
como todavía hoy ocurre, y salvado por algún indigente que escucha su llanto y lo
encuentra) : es un “enfant trouvé” – uno de aquellos “niños encontrados”, en griego
aporrifthentes paides, un Moisés, o sea un “hijo de Naide”- como se suele llamar en
Venezuela, o sea “ningún”, o “Ninguno”, en griego OUDES, o sea ODIS - EO, de allí
AMA-DIS, o sea “el no amado” pues lo han botado y dejado a merced de las aguas.
ODIS-EO suena como AMAD – EO y AMA- DIS suena como ODIS, oudes - “nadie”.

227

Actualmente, no se permite la antigua costumbre de poner como apellido al niño o niña
abandonado o hallado, el nombre de Expósito. Debe ponérsele el nombre que sea el más
corriente en el lugar donde fue hallado. Supongamos que me han hallado en el frontón de
una casa de citas, digamos en la puerta de un burdel. Más que seguro, me llamarán
HIJESPUTAS.
Me han contado - nada menos que el mismo Gabriel García Márquez, a quién
ciertamente le ha ocurrido eso - que los expósitos recogidos por los establecimientos de
beneficencia sexual de los necesitados, son tutelados, en Colombia, por el estado, por
medio de las matronas, o La Madame, de la Casa de Citas.
El ministerio fiscal es el encargado de representarlos en juicio. Me decía García Márquez
que en Colombia, en caso de matrimonio de un menor expósito, o de una menor expósita,
se prohíbe terminantemente al futuro cónyuge el uso del diminutivo “mi esposito” o “mi
esposita”, aunque tenga acentos distintos y se refieran a la cualidad de esposo y no a la de
expósito. En tal tipo de matrimonio el jefe del establecimiento, en este caso La Madame,
es la encargada de dar y otorgar el oportuno consentimiento. Hay mucho juego
humorístico de sonoridades en la onomatopoiésis.
El nombre se nos impone al llegar al mundo, es cierto, pero la elección de un nombre es
un privilegio papal. A propósito de la elección del Papa: el nuevo pontífice eligió el
nombre Francisco. Obviamente, la elección no podía ser más jesuita: aunque el Papa
argentino Bergoglio sostiene y declara que eligió este nombre como recordatorio de
Francisco, amparo y cuidador de los pobres, no nos engañemos: no se trata de San
Francisco, de la Orden de los Franciscanos, sino de Francisco Javier, Xavier, santo de la
Iglesia y compañero de Ignacio de Loyola, junto al cual, y con el cual, fundan la
Compañía de Jesús, AMDG – Ad Maiorem Dei Gloriam, la divisa de la Orden de los
Jesuitas – actuar desinteresadamente en nombre de una causa noble.
Obviamente, eso no puede ni debe ser motivo de crítica para el nuevo Papa sino al
contrario, un punto a favor, pues guarda una parte de la verdad en secreto. Es que una
parte de las dos partes de la verdad es secreta, es un misterio, y así es el Xavi para
Francisco. Bergoglio es un Papa latinoamericano y no creo que hay algún latino que no
conozca el nombre del Chavo. “Chavi” es un nombre Romaní, gitano, para designar a los
niños. “El Chavo del Ocho”, la serie de TV mejicana es famosa en toda Latinoamérica.
Francisco (“Xavi”, “El Chavo”) es un papa “one of a kind”, un sujeto “especial”: es la
primera vez que un papa es jesuita y he aquí un premio y un reconocimiento, luego de la
expulsión de los jesuitas de Latinoamérica, por el escándalo de las misiones indígenas.
Hay que ver la película “La Misión” con Robert de Niro y Jeremy Irons para entender
algo de lo que ha pasado en Paraguay y en otros lugares de Sud América.
Hay varios nombres que suenan en mi memoria al pensar en Amadís, en su nombre y en
su destino, en su persona y en sus hazañas. No me escapa el eco DIS, pues la partícula
DYS es en griego, un elemento muy presente en la fragua de las palabras. Para los latinos
de América, el DES, equivalente al griego DIS (DYS) es muy importante. He aquí el caso
del “des-amor”, el “des-engaño”, el “des-ánimo”, el “des-vivir”. El “des-doro”, el “desamparo”, el “ des-almado”: el DES – AMOR. También se le llama “des-cariño”, “desafecto”, la frialdad y la indiferencia.

228

La partícula A privativa es distinta de la poderosa partícula DYS, DIS. En latín la
partícula IN hace una bella labor en la palabra IN-FINITO, pues es la única vez, si no me
equivoco, que ese IN da nacimiento a algo maravilloso: el término griego A-PEIRON, lo
sub-lime (aquí el prefijo sub- también es positivo aunque su principio de composición es
negativo – “bajo”, “debajo” - lo sin límites, o sin fronteras, pues cuando digo “amor
infinito” recuerdo las últimos versos de la Divina Comedia: el amor que mueve las
estrellas. El experimento del padre jesuita Athanasius Kircher: AMORE, MORE, ORE,
RE.
AMÉRICO – del latín vulgar mérico, o sea “médico”
AMALRIC
AMAUROS – gr. “ciego”
Para los que desean saber los nombres que traducen el estado y categoría de “amado” ,
“amador” o “amante” , o el “amor” mismo, he aquí algunos:
Amado :
• ABIBO
• AMADO
• ARIÓN
• DAVID
• DONAJÍ
• ERASTO
• LEOBACIO
• LEUBA
• MAITE
• MILES
• POLIERO
Amado de Dios:
• DEIFILA
• DEOCARO
• GODELIVA
• MARÍA
Amante:
• AMABLE
• AMADOR
• AMANCIO
• AMANDO
• AMASIO
• AMOROSO
• AFRODISIO
• AGAPITÓN
• BENTIVOLIO
• CARISIO
• CARITON
• EMILIO

229










ERATO
EROES
ERÓN
EUCADIO
EUROPA
FILANDRO
FILETO
FLEGONTES
LIOBA
PANCARIO

Amigo:












Amor:





BOLONA
FILÓN
COMICIO
FILEAS
FILEMÓN
FILOTAS
JALIL
PÁNFILO
QUETILO
RUT
VINTILA
WINOCO

ÁGAPE
AGAPITO
AMOR
CARIDAD
EROS
EUSTORGIO

Amor a Dios:
• AMADEO
• AMIDEO
• CIRIACO
• FROILIUBA
Amigo de Dios:



ALVINO
AMIDEO
BOGOMIL
FILOTEO

230




GODOVINO
OSVINO
REUEL
TEÓFILO

Amigo del Pueblo:



CARILAO
DEMÓFILO
LEOBINO
LIDUVINO

La historia, o el romance de Amadís de Gaula nos dice que su nombre fue elegido por
una nodriza antes de ponerlo en una arqueta y dejarlo al merced de las olas del mar. Era
el nombre de un santo. Revisando la lista de los santos encontramos al santo AMATOR
de Auxerre, cuyo atributo es un hacha, tal vez el mismo Beato Amadeo del santoral
católico, del 31 de Marzo.
El Amadís de Gaula es un texto medieval donde se sugiere el combate entre el amor de
con y el amor de lonh.
Los trovadores:
• son los que encuentran (fr. trouver – “encontrar”, en griego eurisko, de allí eureka
– “he encontrado”)
• son los encontradores
• son los en-contra-y-a-favor-adoradores
• son los que aceptan dos tipos de amor – amordecon-amordelonh . . .
AMOR DE CON
En provenzal, o lengua de Oc, significa “amor por el coito”, aunque el CON es un
término antiguo que significa “vulva”, “coño” , “vagina” (véase p.ej. el inglés cunt
[vulg] el americanismo concha, en argot pucha [Méx. vulg.]) CON tiene su
complemento (nunca mejor dicho) por oposición a PINNE - cuyo sentido es “pene”. Esa
es la descripción de la expresión, hecha por el primero (en fecha, 1071- 1127) de los
trovadores, el duque de Aquitania y conde de Poitiers William IX , un noble Trovador
(Troubadour), que nombra su afición (y la de otros) por esta inexorable “proclividad”
masculina.
AMOR DE LONH
En provenzal, o lengua de Oc, significa “amor de lejos”. Los venezolanos agregan: “amor
pendejo, amor de pendejo”. Es el concepto poético que tienen los trovadores o Trobaritz
(la contraparte femenina de los trovadores) del amor cortés de la distancia: el
sufrimiento que ennoblece el afecto, la privación aumenta el deseo y los obstáculos que
separan a los amantes protegen este frágil ideal que la cercanía física puede destruir.

231

La distancia geográfica, la guerra, las cruzadas o inviolables barreras sociales, también
pueden distanciar a los amantes.
AMADÍS: A – MAD – IS
Alegato por los Tres Mosqueteros
Lema

Los cuatro evangelistas, eran tres: Luca y Matés [sic]
(en rumano rima mejor: Cei patru evanghelisti erau trei: Luca y Matei)

Me han atraído desde niño los nombres de los tres/cuatro mosqueteros y de ellos dos:
Athos y Aramis. ARA – MIS me sonaba paronímico con AMA-DIS. Sus
bases/raíces/etimón (en negrita) son muy llamativos – AR –TAG –NAN, A -THOS,
POR – THOS, A – RAM – IS. Heráclito decía que para él, uno vale como diez mil, si es
el mejor [H. 49] y voy a hacer aquí una paráfrasis: Cuatro valen para mi como diez mil, si
son los mejores . . . He comprendido que los cuatro representan las cuatro entidades y
edades de un hombre: el Ser, el Alma, el Soma, y la Persona - lo que los románticos
alemanes llamaban Geist, Seele, Leib y Korper, con esa trema de dos puntos de la ‘o’ que
no encuentro nunca en el teclado.
Es la salvaje e impetuosa juventud, con D’ARTAGNAN, la fuerza de la madurez,
con PORTHOS, la discreción de la adultez, con ARAMIS y la sutileza del mismo
hombre, ya entrado en edad, con ATHOS. Me hubiera gustado ser los cuatro a la vez y
heme aquí tocando a la puerta de Athos, luego de luengos años entre libros y palabras.
Esto no es una confesión, sino una visión. El RAM de A – RAM – IS no es otro
que el carnero ARIES, nombre de la señoría SENY de los catalanes, la imagen de los
reyes egipcios e indo-arios: el chun-tze de Confucio, el elegante caballero de Garci
Rodriguez de Montalvo, el samurai de Miyamoto Musashi. El TAG, de D’AR –TAG –
NAN, es el DUX, el duque, el líder, el mandamás, el capitán. El A- de A – THOS es la
luz mística de la iluminación, el Aguador,- AQUARIUS de la época del porvenir y del
devenir de las cosas y el POR de POR – THOS es el brillo, la energía, la fuerza y el
poder del cuerpo humano – el SOMA, en su máxima expresión de grandeza natural del
guerrero. En esos cuatro nombres está engastada la joya de la vida y del destino humano ,
la piedra preciosa del Ser, de la cual hablaba Heráclito:
Mortales los Inmortales, Inmortales los Mortales: vienen aquí para morir,
mueren aquí, para vivir . . .
¡Que bello suena eso en el griego del Oscuro (H. 62):
‘ATHÁNATOI THENTOI, THENTOI ATHÁNATOI, ZÓETES TÓN HEKEÍNON
THÁNATON, TÓN DÉ HEKEÍNON BÍON TETHNEÓTES . . .’

232

Tengo ese tesoro: me escribe Agustín García-Calvo, precisamente en el bello Fragmento
– ‘Aquí, para Daniel, con un “Salud” al paso . . .’

Amadís ha envejecido, pero viene detrás Esplandián. Garci Rodríguez de Montalvo es el
creador de las Sergas, del nombre y de las hazañas de las Sergas y del nombre del hijo de
Amadís, como del personaje de Esplandián. Es un golpe de efecto literario como el
nombre y el personaje del Quijote y es por ello que Cervantes amaba tanto a El Amadís.

233

La partícula de formación A inicial puede indicar varias cosas:



negación o privación - falto de, carente de, (Ej. gr. APEIRON – “sin límite” –
como IN- en IN – FINITO, donde el prefijo IN, aunque es una negación, da
nacimiento a un concepto afirmativo, activo y dinámico que alcanza categoría de
principio universal, de arquetipo)
prefijo intensivo – muy, mucho, muy mucho (Ej. gr. APEIRON –
vocal protéica y protética, sin significado, se desarrolla ante sonante (consonante)
prefijo copulativo equivalente a junto, a la vez (Ej. gr. APANTES – todos juntos
ADELFOS – del mismo vientre, hermano)

La base/etimón/raíz MAD, con sus variantes





MAD – Loco, Variante: MAT
MED – gr. astucia, astuto, ingenioso. De allí MEDA, MEDEA, MEDEIUS,
MEDUS, MEDUSA
MID – gr. MIDAS – del gr. mita - semilla
MUD – mudo, del antiguo francés mu (siglo XII, Chrétien de Troyes, lat. mutus)
MOD – lat. modus – manera, tipo. De allí MODELO, MÓDULO, el mood del
inglés

El arquisema IS, el mismo de AMADIS, (A – MAD – IS) es usado como
elemento de formación en el comienzo del nombre ISIS, (IS –IS, aquí reduplicado, es
decir “aumentado” y especializado”, pues ISIS significa madre que es a la vez “hija”,
como en BARABBAS – hijo [BAR] que es a la vez “padre”[ABBAS]). IS se traslada al
final del nombre propio O - SIR –IS. Si al principio del cuerpo onomástico ISIS, su
sentido es “creadora de hijos”, al final de un nombre significa simplemente “hijo/hija de”.

234


ANEXO GITANO
Breve índice de términos gitanos – romaní
El rey chegou, el rey chegou,
E en Belem desembarcou
BIBLIOGRAFÍA: La Biblia en España, de George Borrow, (originalmente publicada en
1842, en Inglaterra, bajo el título The Bible in Spain, traducida por Manuel Azaña, que
más tarde sería Presidente de la República Española), Fundación Pública Andaluza
Centro de Estudios Andaluces, Consejería de la Presidencia, Junta de Andalucía,
Editorial Renacimiento, 2011.
Nota Bene
Debido a que muchos nombres de El Amadís provienen de palabras gitanas-romaní,
presentamos algunos términos del libro de Borrow. El orden no-alfabético, aunque
respeta el orden de aparición en el libro La Biblia en España, obliga al lector a leer el
documento como un texto, para su ilustración, y no sólo como un índce de términos. Es
bueno descubrir por si mismo una palabra interesante: ello puede abrir el camino de la
comprensión de un nombre de persona.



















RO, ROM – marido, un gitano casado
ROMA – los maridos, nombre genérico del pueblo gitano, o Romaní
BAR – piedra
BAR LACHI – lit. ‘piedra buena’ (talismán, el imán, la piedra imán)
LACHÓ – bueno
MADRÍLATI – Madrid
ERRATE – sangre gitana
HOKKANO BARÓ – engaño maestro
HOK – fraude HOKKANO (en la lengua de los gitanos ingleses) -‘mentira’
BARÓ - grande
CALLICASTE – Ayer, mañana
GABÍCOTE – libro
CHARDÍ – feria
BUSNÓ (pl. BUSNÉ) = el que no es gitano. También GADGI, GADGIU
GABINÉ – francés
FILIMICHA – la horca
CALÓ, CALORÓ (pl. CALÉS, CALARÉ – el que es del KALO RAT, o sangre
negra, un gitano
CASTUMBA – Castilla
CHIM – reino, comarca
MANRÓ – pan, trigo CHIM del MANRÓ, tierra del trigo (Extremadura)

235











































GRÁ, GRAS, GRASTE, GRASTI, GRY – caballo
CHULÍ (pl. CHULÉ) – un duro
DOSTA – basta
DRUN, DRUM, DROM – camino
DRUNGRUJE o DRUNJI – Camino Real
BIRDOCHÉ – galera
DROMALIS – arrieros
LIO LIL – papel, libro, carta
BALICHÓ – cerdo
FORO – pueblo, ciudad
REPAÑÍ – aguardiente
JONJABADOED – terminación inglesa añadida a la terminación española de la
palabra romaní JONJA-BAR, ‘engañar’.
FOJANA – engaño
EL CRALLIS HA NICOBADO LA LÍRI DE LOS CALÉS – ‘El Rey ha
destruido la ley de los Calés.’
JUNTUNO – espía
CORAHAI – Los moros
CURELANDO, CURELANDO BARÍBUSTRES CURELÓS TERELA –
‘Negociando, negociando; tiene muchos negocios que hacer’.
GARLOCHÍN – corazón
O KER – casa. (QUER)
CHABÓ, CHABÉ, CHABORÓ – mozo, joven, individuo
SOLABARRÍ – brida
TORELAR – atar
CALLÉ. CALLÍ – fem. de CALÓ, gitano
CHABÍ – muchacha, fem. de CHABÍ
HUNDUNARES – soldados
CORAHANO – moro. Fem. CORAHANÍ.
RO, ROM – marido.
CACHÍMANÍ – taberna
CALLARDÓ – mulato
ZINCALÍ – gitanos
CHACHIPÉ – La verdad
PARNÓ – blanco
PARNÉ – moneda de plata. En general: dinero
BAJÍ, BAFT, BAFTA – Fortuna
PENAR BAJÍ – decir la buena ventura
CANDORY – cristiano. Pl. CANDORÉ
SESSE y LABORÉ – portugueses
PIULÍ – viuda
ROMÍ – gitana casada
CHAÍ – pl. irreg. de CHABÓ
LILÍ – fem. de LILÓ, ‘tonto”, ‘loco’
PEPÍNDORÍO – Antonio
PAJANDÍ – guitarra

236








































GACHAPLÁ – copla
CHARÍPE – cama
BUFÁ – pesebre
SOWANEE – hechicera
DRAOS – venenos
O DAI de los CALÉS – ¡Oh, Madre de los Gitanos!
LACHA – doncellez, virginidad
A PASTESAS – ‘con las manos’
NAHÍ – perdida
BARÓ – grande
LACHIPÉ – seda
SONACAÍ – oro
PAÑÍ – agua
AROMALÍ – verdaderamente
LÍLÍPENDÍ – simple
NE LE PENELA CHÍ, MIN CHABORÓ: SIN UN BALICHÓ DE LOS
CHINELES – ‘No le digas nada, mozo mío. Es un pero alguacil.’
BENGUÍ, BENG, BENGUI – el diablo
ESTARIPEL – cárcel
PLAKÓ – tabaco
BARÍBUTRE, BARIBÚ - mucho, abundante
MESUNA – posada
PLAN, PLANORÓ, PLAL – hermano, camarada (¡Epa, mi plan¡)
QUERES – pueblos
DUROTUNES – pastores
CHORING – robar
MAILLA – mailla, burra
CHINOBARÓ – autoridad
CHULÍ – cuchillo
CARLÓ – corazón
TEBLEQUE – El Salvador, Jesús
LONDONÉ – Ingleses
UNDEVEL – Dios
PINDRÉ, PINDRÓ, (pl. PINDRÉ) – pie
BARÍA – onza
ABARBANEL – un nombre judío que usa Borrow para designar a los judíos
MONRÓ – amigo (Ver el apellido de Marlyn Monroe)
Una gitana es una onza de pan, o libra corta, ración de la cárcel
HAX – bruja. En alemán, HEXE: ¡HEX EX!–“¡fuera brujas!”, ¡Zape gato!
ROMANO CHAL – gitano
PETULENGRES - Palabra compuesta del griego moderno PÉTALON y del
sánscrito KARA; significa literalmente “Señor de la Herradura”, o sea el hacedor
de ellas. Es una de las denominaciones secretas de “Los Forjadores”, tribu de los
gitanos ingleses. PETULENGRO y PETALENGRO (en gitano inglés) - “forjador
de herraduras”.

237


























Una noche SÍNAVA en TUCUE – “Una noche estando contigo . . .” (¿Sería
TUCUE una jerga erótica de “tu cueva”?
MONRÓ – amigo
KOSKO BAKHT - ¡Buena Suerte!
KOSKO GRY! ROMANÍ GRY/ MUK MAN KISTUR TUTE KNAW – “¿Hay
en su país de usted quien dome los caballos de este modo? – pregunté, y tomando
al caballo salvaje por la crin cumplí del modo más satisfactorio la ceremonia de
hablarle quedo al oído. Estúvose quieto el animal y monté exclamando:
El mozo gitano gritó a su caballo
Al tiempo de ponerle el freno en la boca
¡Buen caballo, caballo gitano!
¡Déjame que te monte ahora!
He aquí la copla original bilingüe, traducida en el texto: ‘The Romaní Chal to his
horse did cry, / As he placed the bit in his horse’s jaw. / KOSKO GRY! ROMANÍ
GRY / MUK MAN KISTUR TUTE KNAW! (Ob.cit. p. 244)
CHABÉS – (“¡Quietos chabés!”) – Plural de CHABÓ o CHABÉ, mozo, joven,
compañero
PARUGAR – trocar, traficar
GRASTE – caballo
ERAY – caballero
CALLORÉ – plural de COLORÉ, gitano
BUL, BULLATI – el ano
BUSNÓ – Un hombre no gitano
MELEGRANA – Granada ciudad
MECLÍS, MECLÍS - ¡Quita de ahí! ¡Déjame!
AUSLANDRA – “alma auslandra”. Vocablo del dialecto milanés, según Borrow
y su anotador Burke, equivalente a “vagar sin rumbo”, ‘alma errante’.
PAUNI, PANI – agua, en gitano-romaní
SAFACORO – nombre gitano de Sevilla
LEN BARÓ – Ídem del Guadalquivir. LEN, río
TÍPOTAS – En griego, ‘nada’
PELUNÍ - en árabe es ‘fulano’
JEHINNIM – ‘infierno’ en hebreo
LIB – ‘corazón’, en hebreo
HALOOF – en árabe, ¡Qué porquería!
HARAM – en árabe, ‘prohibido’
ADUN OULEM – en hebreo, “Señor del Mundo’
MARÍA BUKRA – en árabe, “La Virgen María”
CHALÍ del BAHAR – ‘orillas del mar’ , en árabe
AOUD – ‘caballo padrote”, en árabe

De bárbaros herejes
Turcos y moros,
Estrella del Mar
Dulce María,
¡Ampárame!

238

*

If nothing of this Kind were published till a Man had made it as perfect as he was able, he
must never publish it; and if this were the Condition of writing a Dictionary, No – Body
would be found to undertake it
Ephraim Chambers (c. 1680-1740)
Si nada en ésta Guisa fuera publicado hasta que un Hombre lo haya hecho tan perfecto
como pueda hacerlo, él nunca debería publicarlo; y si ésta fuera la Condición para
escribir un Diccionario, Nadie será encontrado para llevar eso a cabo
Ephraim Chambers (c. 1680-1740)

Heráclito en boca de pillos

El más honrado conoce lo que parece (ser verdad) y lo guarda, y la justicia se
encargará, por cierto, de los inventores y testigos de engaños ( H. 28)
Hay un equipo de investigadores, bajo la dirección de Francisco R. Adrados,
Académico de la RAE, Doctor Vinculado al Instituto de Filología de CSIC y Catedrático
Emérito en la Universidad Complutense de Madrid, que trabaja con pocos recursos en la
elaboración del Diccionario Griego-Español. Mientras tanto, me asombra como pillos
llamados URDANGARIN meten mano hasta en el vocabulario de Heráclito y fundan
sendas empresas que ostentan esos nombres: AIZOON – El Eterno Ser, ARETÉ –
Virtud, NOOS – El Intelecto.
Son los nombres de las empresas y de las fundaciones fraudulentas que han
creado legalmente, supuestamente sin ánimo de lucro, pero veladamente comerciales y
llevadas hoy a la justicia por manipular fondos de millones de euros para su lucro
personal, mientras en España hay seis millones de parados.

239

El principal imputado es el yerno del Rey, con un nombre que parece sacado
del Amadís de Gaula – URDANGARIN , casi URGANDARIN – “hijo de Urganda La
Desconocida”, “duque de Palma”, un sujeto que se permite hacer alegres juegos de
palabras como “el duque empalmado”.
Me pregunto: ¿Quién ha sido el que le ha sugerido estos nombres para sus
empresas? ¿Quién ha osado usar el nombre AEIZOON para llamar así a una fundación, la
Fundación AIZOON - que ha dilapidado millones de euros de los fondos públicos?
La respuesta está por venir . . .
Listos que son, más listos que el hambre . . .
N.B.
El Rey de España no es culpable de los desmanes de su yerno Urdangarín, y a diferencia
de Amadís, el yerno del Rey Lisuarte, Urdangarín ha manipulado astutamente las
relaciones de la Corte en su provecho, y es por tanto responsable de sus acciones y
negocios fraudulentos. A su vez, el Rey Lisuarte se ha dejado manipular por los
enemigos de su yerno Amadís, y a consecuencia de ello, se han envenenado (léase
“contaminado”), profundamente las relaciones familiares que tenía con Amadís.
Estamos frente a una historia inversa: lo que pasa hoy es al revés de lo que ha pasado
antaño en la corte del Rey Lisuarte, que, injustamente, ha llegado a ser feroz enemigo del
esposo de su hija, Oriana. En la historia de hoy, el Rey tiene toda la razón de estar
enfadado, y no sabe como actuar para salir ileso, tanto él como su hija, de la patraña
comercial en la cual está metida, como esposa del indiciado, el que tiene contra si la
sospecha de haber cometido un delito. . .

*

240


MM - Miscelánea Medieval
Hubo grandes mujeres – medicina en el mundo medieval: Trotula de Salerno, Hildegarde
de Bingen, o Jaqueline Felicia de Paris. Trataban heridas de hombres y mujeres y varias
otras dolencias, pues sus pacientes no eran siempre mujeres con problemas
ginecológicos. Ellas también escribieron tratados teoréticos, enseñaron estudiantes de
medicina, fueron ministras médicas de pacientes masculinos tratando monjes en los
monasterios. Su presencia era tan acogedora y graciosa que en uno de los LAIS de
María de Francia aparece una mujer hilandera que introduce en su cuarto a hurtadillas
a su amante disfrazado de mujer-médico, mientras el esposo estaba en casa.
Los LAIS eran poemas narrativos líricos, basados en la literatura bretona y
asociados a los antiguos cantos irlandeses llamados LOID y a los LIED germánicos,
palabras que significan “canto”, “canción”. Marie de Francia vivió en el siglo XII y
compuso muchos lais. Las composiciones eran llenas de maravillas, de mágicos paisajes
y transformaciones misteriosas que celebraban el amor y sus vicisitudes. Eran cantados
por minesingers y trovadores y juglares. Chaucer ha adaptado su estilo en “Franklin’s
Tale”. Es el VIROLAI o VIRELAI de cantinelas recurrentes que aun hoy se cantan y
bailan en Cataluña.
Hubo también un gran número de mujeres farmaceutas, apotecarias y aunque
las leyes y regulaciones que controlaban la educación, licencia y práctica farmacéutica
distinguían entre hombres y mujeres, la distinción no era peyorativa. En 1322, un
estatuto de la Ciudad de París solicitaba mujeres- apotecarias, para administrar
tratamientos bajo la jurisdicción de un maestro cirujano. La mujer tenía que jurar
respetar la precisa medida de una medicina –antídoto que se componía de ciertos
venenos de serpiente, como aparece en un escrito de Nicolás de Salerno, y tenían que
medir con precisión el peso adecuado del récipe, usar elementos puros para la
medicación y no sustituir ni cambiar la medicina prescrita, sino la que existía ya en las
listas de QUID PRO QUO – la lista de venenos y sus antídotos. Las mismas restricciones
aparecían como normas que debían ser respetadas también por los hombres.
Según se deduce del texto de El Amadís y de las Sergas de Esplandián,
Helisabad, el Curador de Heridas es discípulo iniciado y adepto de las secretas
enseñanzas médicas de Urganda La Desconocida.
Labor de las Mujeres en el Mundo Medieval
En la medicina, en el arte, en la política, en el comercio, en la manufactura de
los objetos de uso en el diario convivir y en los bastidores del crimen, el papel de la
mujer ha sufrido siempre el rigor del aprecio masculino. Mujeres profesionales en la
poesía y en la literatura, como Cristina de Pisan, Margarita de Navarra, y la Condesa de
Dia, eran apreciadas universalmente y recibían por su labor grandes sumas de dinero.

241

Las mujeres médicas practican cirugía, obstetricia, ginecología, oftalmología,
curación de heridas en los campos de batalla, farmacología, epidemiología, y patología,
algunas dirigen hospitales, otras escriben textos de materia médica y enseñan en
escuelas de medicina, como médicos: las Doctoras Hildegarde de Bingen, Jaqueline
Felicia o Barbara Wissenkirchen.
Princesas, baronesas, condesas, jefas de posadas o directoras espirituales de
monasterios, como Eleonora de Aquitania, Maria de Champagne, o Eloísa de Paraclete,
duras y recias trabajadoras y administradoras, tanto seglares como eclesiásticas ,
mujeres trabajando al lado de los hombres en las minas - especialmente en las minas de
plata – en los campos, en los mercados y ello todo reflejado en sus nombres
matronímicos que son un testimonio fiel del poderío de sus labores en la sociedad de
aquellos tiempos. También hay mujeres en la trata ilícita de los asuntos de Egipto:
ladronas, prostitutas, contrabandistas y asesinas, todas ellas demostrando y ostentando
superlativos dotes y gran ingenio junto a un aplomo y entereza totalmente profesional en
esos bajos mundos de la ciudad medieval, en las cortes, en las granjas y en las
encrucijadas de caminos.
Los matronímicos facilitan el trazado de los apellidos, de la profesión y de la
herencia por vía del linaje de la madre. El apellido inglés BAXTER viene de una mujer
profesional que ejercía el arte y oficio de panadera; WEBSTER – de una tejedora;
BREWSTER de una hacedora de cerveza y vino; LAVENDER de una tintorera;
lavandera o FULLER – cuyo equivalente masculino es LAVER. Los hijos de las mujeres
artesanas eran identificados a través de la profesión de la madre y por el apellido.
En español hay apellidos como por ejemplo MOLINER, como el de la María
Moliner, autora del bello diccionario del español actual, apellido en el cual se suprime
la O masculina para así mostrar su trazado matrilineal. SABATER, OLIVAR,
APOLINAR, AMOR, ARBÓ, SANTACILLAS, SANTILLANA, LLUSSÁ, LARA, ALSINA,
O’Hara (con el O’ irlandés, contracción del of [de]), GONZAGA, GARCÍA (que
significa OSA), MONGAZA, PEÑA, MINNA, MENA, MEZA, MORA, MARA.
ARBONA, BARBERÁ, CARBONELA ( perfecto anagrama de BARCELONA,
nombre que ha generado el apellido chueta de Mallorca - BARCELLÓ), CERDÁ,
COMPANY, CORTÉS, FORTEZA, GALIANA, GARRIGA, JULIÁ, MOYÁ, NOGUERA,
PIÑA, RABASSA, RIERA, ,junto con GARCÍA y SABATER, son todos apellidos chuetas
de Mallorca.
MIRANDOLA (apellido de Pico della Mirandola), MIRANDA (como el apellido
del general venezolano Francisco de Miranda, que aparece en el Arco de Triunfo de
París, pero es un personaje de Shakespeare), MEAD (como Margaret MEAD),
AGRICOLA (como el apellido de Georgius AGRICOLA, el mineralogista y metalurgo
alemán nacido en Glauchau, Sajonia), AGRIPPA (como el apellido de Marcus Vipsanus
AGRIPPA o el apellido famoso de AGRIPPA Von Nettesheim, filósofo y ocultista), ALBA,
ALAVA, PALMA, ALMEIDA, todos apellidos femeninos con la O ausente. Otros
apellidos “femeninos” son: AMALIA (como Anne Amalia, duquesa de Saxe-Weimar,
famosa patrona de las artes en la corte de Weimar, aunque el nombre es en realidad un
apelativo de la corte), ANDREÅ (del teólogo alemán Johann Valentin Andreå, [15861654], famoso fundador de la Orden Rosa-Cruz y autor del libro”Chymische Hochzeit
Christiani Rosenkreuz”) ARSINOÉ (Princesa macedonia [316-271 a.C.] hija de
Ptolomeo I y una de las reinas más extravagantes del mundo heleno.

242

Se casó por los años 300 a. C. con el anciano Lysimachus, rey de Tracia,
luego se casó en segundas nupcias con Ptolemaus Ceraunis y finalmente, en 276, con su
propio hermano Ptolomeo Filadelphus – [el nombre es preciso, pues significa “amor de
hermanos”]).
Muchas ciudades han sido nombradas con el nombre de ARSINOÉ).
La lista de los apellidos “femeninos” continúa con ARRIAGA, ATILLA, AZAÑA
(apellido de Manuel Azaña, presidente de España), ARTEVELDE, etc.
El nombre AMERICA es espectacular: proviene de un término del latín vulgar
que significa “Mujer-Médica” (MÉRICA) y su contraparte masculina aparece en la
variante masculina del nombre de Vespuccio – AMÉRICO. La forma antigua en el
francés medieval era MIRA, de allí los nombres propios femeninos MIRELLA, MIREYA,
MIRUNA.
Siguen los apellidos sin O, aunque la O de O’ HARA (con el O’ irlandés,
contracción del of [de]) - no es la misma (¡!), AGUILERA – todos tienen la O final
masculina ausente, o se usa el nombre femenino de un árbol, pájaro, animal, una flor, o
de un objeto, un modo velado y onomatopoiético para mostrar el trazado matrilineal. El
apellido MOLINER aparece en otras lenguas y dialectos de la Europa medieval en las
siguientes formas:
























MEULENS
MAULNES
MILLAN
MILLAR
MILLER
MILLS
MILLA
MILMORES
MILNE
MILNERS
MOLL (¿Recuerdan a Moll Flanders?)
MOLINARY
MOLINA
MOLINAS
MOLINETTA
MOLITOR
MOLLENBECK
MOLLER
MOLNAR
MOLNARUS
MÜHLBACH
MÜHLBERG
MÜHLRAD
MÜLLER
MYULIUSES

243

Voy a cerrar aquí contemplando el Manuscrito Harley de la British Library
donde aparece La Cristina de Pisan, (Venecia ?/1363) sentada en su estudio: está
escribiendo uno de sus 20 libros. En su cabeza, un hennin – [palabra del holandés
henninck – “gallo” y su cresta. Es un tocado medieval en forma de gorro cónico, muy alto
y rígido], al lado, un perrito en postura muy elegante, como cuidándola, mujer de letras,
medieval y profesional . . . Se casa a los quince años, y es madre de tres niños.
No hubiese jamás revelado sus talentos literarios si la desgracia de la muerte de
su padre (1385) y luego la de su marido (1389) no la llegasen a obligar a servirse de sus
dones literarios y de ofrecer sus versos a príncipes y a otros grandes señores. Su obra
poética, llena de gracia y de sinceridad, consiste en baladas, LAIS, virolais,
lamentaciones y otros poemas de instrucción práctica y educativa en los protocolos de
la corte.
Todo ello le ha valido grandes protectores. Su poema enciclopédico Mudanza de
la Fortuna (1403) junto con otro escrito sobre artes militares (¡!) Le Livre des faits
d’armes et de chevalerie, y otro sobre los cuerpos de policía (¡¡¡!!!) Le Livre du corps
de Policie (1407) discurren con docta visión sobre el estado, la situación del pueblo y el
arte de gobernar. Admirada por sus contemporáneos, leída e imitada hasta los finales
del siglo XVI, la Cristina fue olvidada, pero hoy la recordamos aquí, aunque sea de paso.
En El Amadis el mundo de la mujer tiene lugar privilegiado. Con la figura de
Urganda La Desconocida se completa un retrato ideal de la memoria del potencial
mágico y maravilloso de lo femenino.
*
Algunas palabras sobre Calafia
Este tipo de mujeres contrasta con la personalidad fantasmagórica de CALAFIA
(CAL – A – FIA), la Reina de las Amazonas de la Isla de California, en las Sergas de
Esplandián. Guerrera, altiva y osada, Calafia es un personaje que completa la imagen de
la mujer en las historias ”fingidas“ de caballería. Su manera de vestir, sus animales
fantásticos que bajan del mundo de la fantasía y luego su entrada en el mundo normal de
trajes femeninos y de otros menesteres de la mujer acompañada por un hombre, la
muestran más bien amaestrada por el arquetipo de la Familia, en una contienda
estilística con el arquetipo del Conflicto. Calafia es la antítesis de la figura de mujer
medieval. Sus deseos de casarse y así “entrar por el aro” de la Familia reflejan los
deseos masculinos del autor para la doma de las mujeres rebeldes y autónomas, figuras
que siempre han existido. El combate de los arquetipos es figurado en el propio nombre
de CALAFIA, en cuya onomatopoiética el autor español Garci Rodríguez de Montalvo la
hace una “tuerca de un tornillo” donde ella tiene que ser “insertada’ y “sujeta”, para
regirse por unas normas sociales y tradicionales que ella acepta por convicción
personal, no por imposición ajena. CAL es una base onomatopoiética que deja en la
sombra su primer sentido de “luz celeste” – KR, y es proyectada hacia una significación
trivial y mecánica dela acción de “calar”, “Calar” es un “encajar en la tuerca” del
principio universal llamado Familia.

244

El sentido del verbo”calar” se define con la acción de “caber”, de “encajar” en
un molde. Es evidente la significación de “calar” en el nombre de la cala de un puerto
El anterior carácter polimecánico y odisiaco de Calafia es trocado, por efecto de
una ”doma autotélica”, en una función de madre y esposa que, de cuando en cuando, se
rebela, pues hay episodios en la obra, posteriores a su aceptación de las funciones de
mujer casada, en los cuales ella desea de nuevo “levantarse en armas” y proseguir con
los anteriores dones de conquistadora y guerrera. El mundo femenino acepta el mundo
masculino, pero el sacrificio de la libertad, otro de los arquetipos del arsenal de
principios universales que no cuadra bien con las obligaciones, deberes, compromisos y
responsabilidades de la mujer anclada en el puerto del matrimonio. El sufijo –FIA
proyecta la significación de “filha”, “hija de” , y se traduce literalmente como “hecha”,
fecha por”, como se diría en un castellano antiguo. Hay algunos animales que prefieren
ser “amaestrados” y no”domados”. La rebeldía y el carácter salvaje de un potro debe
ser “amaestrado”, no puede ser “domado”. Pareciera con estos criterios que” lo que
más quiere una mujer” – la famosa condición de los cuentos artúricos” - sigue siendo el
“ser dejada hacer lo que más desea”, aun en el marco del matrimonio.
SATSANGHA

PEÑAS en MADRID

.

En Madrid, si no perteneces a una peña, eres nadie.
Hay grupos de todo tipo, desde los amantes del Real Madrid hasta las peñas de
música folclórica argentina. Pero en la India, las “peñas” espirituales se llaman
SATSANGH, o satsangha y se crean en torno a un maestro. De hecho, SANGHA es la
palabra sánscrita que designa al “grupo”, en general, y satsangh. es el grupo volcado
hacia la práctica espiritual, bajo el mando de un guía. Sin guía, un grupo, o una peña, se
convierte en una mera reunión de arrimados, sujetos sin rumbo, sin norte, sin tema,
aunque los participantes compartan el interés por un tema elegido.
He observado como hablan los invitados en reuniones de todo tipo. Cada quien
emite sus palabras, nadie escucha, todos gritan y, a la larga, todo acaba como siempre: el
té está frío, las mesas vacías, y los más vivos y cuerdos ya se retiran. ¿Para qué reunirse
entonces? Hay ciertas normas en el satsangh: habla quien tiene algo que decir y el
maestro de ceremonia ofrece la palabra, o la quita. Mientras alguien habla, los demás
escuchan.
245

Esto debería ser esa la norma en todos los encuentros, de peña, de familia, de
grupo, o peña de extraterrestres, o de cualquier reunión.
Escuchar al que habla, ¡Qué elegancia!
Pero no, no es fácil. El respeto para con el otro es, como decía y escribía en un
otro texto, con título relacionado con la consideración, es una consecuencia, no el
resultado de una petición.
Yo mismo, en mis reuniones con los alumnos, he tenido grandes dificultades para
obligar a todo el mundo que escuche al otro, pues todos tienen su historia, aunque sea
necio e ignorante el que habla.
De casualidad puedo hacer eso todavía, a mi mesa, con mi hijo, mi hija y mi
mujer, y mi loca sobrina, con todas las incomodidades que ello genera. Mi niña,
adolescente, ya me manda a callar, aunque sea elegantemente, cuando pretendo explicarle
los pormenores de la onomatopoiética, al preguntarme qué quiere decir tal o cual palabra
o nombre de persona, y yo empiezo con explicaciones de griego, sánscrito, latín y qué se
yo, de una jerga u otra.
- ¿Me puedes solamente informar, por favor, qué quiere decir eso y ya?- espeta la niña.
No quiero que me expliques nada, no quiero griego y nada, ¿O.Kei?
-O. Kei.- respondo, y mejor me callo.
En fin, consideración, cariño, amor – cosas que no se piden y si hay, hay, pero no
abunda.
Luego de las clases de la noche, íbamos todos a comer con el maestro Su. ¡Qué
mesas! Nos llevaba siempre a restaurantes chinos, en Caracas, en los cuales hablaba con
el cocinero y de pronto, en la mesa, aparecían los manjares más inauditos de la vieja
China del imperio de los Han. Siempre invitaba el maestro, y cada noche nos reuníamos
unos quince, muchachas y muchachos.
Fueron encuentro tipo “peña” de kung fu y medicina china, pero las
conversaciones de sobremesa tocaban los más insólitos temas, desde poner los cuernos
hasta cuanto tipos de sabores hay y cómo nombrarlos. Comer en la misma mesa con un
tipo genial y escucharle como pregunta a todos sobre sus vidas, ideas y opiniones,
quedándose él mismo discretamente en la sombra y sacando de uno la verdad como en un
parto, es ciertamente como estar al lado de Sócrates.
Detesto la presunción y como yo, cualquiera lo siente igual, hasta la naturaleza
misma rebaja lo que resalta demasiado - con excepción de la jirafa - y eleva a los
discretos. Tener criterio en una conversación de grupo es como alcanzar aquél saber que
permite a alguien cortar una torta en pedazos, tipo sector, para que alcance a repartir a
todo el mundo que está mirando. El maestro es el gran repartidor. En crisoledad no
necesitas de grupo, pero la solitud y la soledad requieren un tipo de calor humano que
solo se puede encontrar en el otro, en la comunión sin motivo, peña espontánea, y natural.
Hay que luchar en contra de lo artificial en los sentimientos, aunque las respuestas
artificiales parecen de naturaleza automática y aparentan estar llenas de un sabor lejano.
Me encantaría participar en una peña de lectura de la firma personal. Me imagino
rúbricas e improntas, cual más curiosa que otra, descritas y analizadas por un experto.
O en una peña de la Odisea, en la cual se pueda hablar de las hazañas del héroe
polimecánico.

246

O, qué se yo, una peña de juegos infantiles, o de aritmología y geometría, de
etimología, o mitología, junto a un tipo parecido a Joseph Campbell. No es fácil
encontrar gente interesada en materias que a ti mismo te ponen.
Los amantes del tango, empezando y terminando con mi sobrina ANCA, tienen
peñas fantásticas. Tal vez el I Ching y el Tao Te Ching merecerían sendas peñas en
Madrid.
¡Eh!-¡Peñola mía!- como decía Cervantes en la PEN-última página del Quijote, ¿De
donde vendrá esa palabra “peña”? Ya sé, ya sé que es “piedra” pero me encantaría leer
las palabras de los sabios etimólogos. En Covarrúbias, sorpresa, no veo nada, ¿será que
no sé buscar? Joan Corominas, el Salvador de las Palabras, y peña de los etimólogos, dice
así:
“PEÑA - 945 –[(ese es el año en que se asomó la palabra en los documentos escritos(nota mía)] – Del latín PINNA,- “ALMENA”: las rocas que erizan la cresta de un monte
peñascoso se compararon a las almenas de una fortaleza.
Las palabras derivadas de “peña” son:
• PEÑASCO
• PEÑÓN
• PIÑÓN- “ruedecilla engranada” del francés pignon, propiamente “rueda
almenada” y este del latín vulgar PINNIO, -ONNIS, derivado de PINNA
• DESPEÑAR
• DESPEÑADERO
• PINÁCULO (esto pareciera “piña en el culo¨ pero no es nada de eso, con perdón
de los puristas. Nota mía, no de Corominas, pues, ese galán era un caballero
serio, no como otros)
Me informa la misma sobrina antes nombrada, que el PINO PIÑONERO es el
único que tiene piñas con semillas comestibles, presente en todo el litoral mediterráneo.
Mi hija me insultaría al oír todas esas disquisiciones del latín. Pero vale la pena
acudir a los ilustres, te abren las puertas hacia otros despeñaderos de las palabras, un
encanto de la búsqueda y del entendimiento.
Puedo ahora, por fin, después de tantas andanzas, puedo decir algo genial: mira
que una PEÑA en Madríz, Madrilati, es como un mecanismo de ruedas dentadas, en el
cual hay ruedas mayores y también ruedecillas, pero si le quitas una, aunque sea la
mínima, el aparato se entrinca, deja de funcionar y pierde todo encanto. Así pasa con los
grupos de los humanos, también.
Miento y me desmiento. No puedo pasar de Covarrúbias, lanzo de nuevo la
mirada por entre sus hojas y he aquí que se me había escapado el comentari (lo dejo así,
en catalán, no le agrego la /o/, aunque fue un lapsus litterae) de este ilustre varón, sobre la
PEÑA, pues era imposible que no lo hubiera:
“PEÑA- Piedra grande, viva (¡!) y levantada en forma aguda. y assí se dixo del nombre
latino pinna,ae. Proverbio: Dádivas quebrantan peñas.
Peñascos, peñas grandes, en los montes y en las riberas del mar.
PEÑÍSCOLA (yo agrego aquí, de mi propia cosecha el famoso PENIS), lugar en
el reino de Valencia, península, penne insula Chersonessus (esa última palabra sé que es
el griego para “península”).

247

Peña de Francia, es una sierra entre Salamanca y Ciudadrodrigo,(sic), adonde
cerca de los años 1490 se halló una imagen muy devota de nuestra Señora, y en el mismo
lugar se edificó una yglesia y se fundó un monasterio de frailes dominicos. (no hay que
olvidar que Santiago de Covarrúbias escribía eso en 1611, sin Internet, ni enciclopedias).
Es muy frecuentado este santuario, del cual hay particular historia.”
Gracias a la bella doctora en filología, María Teresa Pajares, “miembra” - según
dice la ex-ministra de Igualdad de la Mujer, nueva peña ministerial de la España de
nuestros día s- María Teresa, amiga y digo de nuevo, “miembra” de una gran peña de
música argentina que yo mismo frecuento como arrimado, pues gracias a ella tengo el
covarrubias prestado, en mi casa, y lo abro con fervor, para gozo de mis lectores y
afinados amigos que me leen.
Decía con sorna Samuel Butler Yeats, en su diario, -recuerda, este caballero es el
premio Nóbel de “Las Cuatro Estaciones”- que un escritor debería estar agradecido por
ser leído por sus amigos y basta.
Nosotros sí tenemos una Peña de Afijos en Madrid, de la cual, personas más serias
y más ilustradas se retiraron, como fue el caso de la amiga Concha, profesora de griego, a
raíz de mi comentario acerca de Heidegger. Dije una vez, en la sobremesa, que Heidegger
era un idiota, en cursivas, por su etimología de la palabra “amor” y mira, eso provocó
algo más que una gripe porcina.
Pero los que se retiran de una peña están desterrados para siempre de las tierras
de cultivo de la amistad.”Llámala, me decía la profesora, llámala. Pero yo jamás llamaría
a un retirado.
El retirado debe llamar y rogar de rodillas a ser aceptado de nuevo, en la citada
“peña de afijos”, en el puesto y categoría de PTERNOGLYPHOS, o “cortajamónes”,
“rascajamónes” (famoso nombre de rata en BATRACOMIOMAKHIA)-. Tengo un
rosario entero de esos resabidos, y de resabiados, un pináculo. La última palabra de la
anterior oración, se suele definir en griego clásico así: pterighion tú hieru, kiríos opu
eferen o diabolos ton Iesun diá ná tón peiráxe. Quien no sepa griego ¡que venga a la
Peña! El mismo Covarrubias decía, al citar cosas en latín sin traducir, que aquél que no
sepa latín ¡que se las apañe con lo mejor que menos entienda!
En griego, peña es algo así como PÉTRA, o LÍTHOS, y en hebreo, me recuerdo
del propio Nuevo Testamento, que piedra es CEPHAS y por ello los cristianos
pertenecen a la Peña de Cephas, Pedro, el Apóstol, pues asimismo dijo Jesús a Pedro, ¡el
Peñón! ¡Así te quiero, como una peña, y sobre ella construirás mi iglesia!-(Iesus dixit).
Es que si me tocan los cojones, me sale el erudito por todos los poros, para el
espanto de los intelectuales. Con las excusas merecidas, retorno a mi amado y dilecto
amigo, Covarrúbias:
“Peñafiel (no me lo nombres -diría la Casa del Rey, no me lo nombres, por intrometido),
en Castilla la Vieja, villa muy noble de los duques de Osuna, de donde toman título de
marqueses, los primogénitos de aquella casa.
En este lugar se celebró un Concilio Toledano, el año 1302, adónde presidió el
arçobispo de Toledo, don Gonçalo.
Peñaflor, pueblo pequeño entre Córdoba y Sevilla, que antiguamente fue ILÍPULA,
ciudad fuerte y populosa, la cual destruyeron los moros quando entraron en España.
Despeñar, despeñadero.”

248

Don Covarrúbias le gana en sabor, a Don Corominas, aunque éste último, junto a
otros, le tire al Sebastián, mil flechas y saggitas irónicas.
¡Ya sé! Voy a crear en Madrílati una peña de los fantasmas, en la cual invitaré a
todos los muertos etimologistas, en sendas sesiones de espiritismo con cañas de cerveza,
para reírnos de sus ñiki-´ñaqis lingüísticos! Cuando Dante entró en la peña de los
muertos, en el propio infierno, los sin rumbo le preguntaron molestos a Virgilio quién era
el arrimado vivo que osaba pasar por allí. Virgilio dijo:
“Éste, vade mecum.” – o sea, “va conmigo”.
“Pues, - dijeron los muertos- si va contigo cárgalo en la espalda, porque no pueden
pasar los vivos por el camino de los muertos.”
Al boca-sucia de Camilo José Cela ni por pienso que lo invite a la peña de los
fantasmas, pues nos dejaría a todos K.O. con su diccionario secreto de palabras
malsonantes, ¡nadando en cardúmenes, en dos volúmenes!
Este escrito mío sería una suerte de SÁTIRA y HUMOR, pues los americanos de
SCRIBD lo catalogarían como “texto creativo”, para salir al paso de las definiciones
arbitrarias.
No, mejor que peña de fantasmas sería fundar una peña de astronautas frustrados,
o tal vez una de comedores de mierda, pues encontraría bastante miembros y miembras,
en este ancho mundo.
Yo pertenezco a la Peña de los Tablalleros de la Cabra Redonda, y nos reunimos en
el sol del mediodía, a la medianoche, cuando se encuentran las dos manecillas del reloj.
Hacemos, es cierto, un círculo vicioso, pero mágico, en torno al Rey Arturo, y
cada vez que ocurre el encuentro, se cuenta el cuento llamado “Lo que más quiere una
mujer”. Es la gran Peña del Grial, y de EXCALIBUR, de Percival y de la Dama del Lago.
La ceremonia de apertura de los encuentros comienza con las siguientes palabras:
“Escucha, hombre de la peña de los necios, a lo mejor así, aprendes algo de los antiguos.”
El joven rey Arturo andaba contento por los profundos y salvajes parajes de su
amado Camelot, y de repente, en un claro de bosque, es sorprendido por un inmenso
caballero verde, el dueño fantasmagórico del mundo visinvisible de los montes.
-“¿Quién eres” – dijo el Rey, imperturbable.
-“¿Y tú, joven amigo, respóndeme primero, por la cortesía que los iletrados deben a los
portadores de espada, - ¿Quién, acaso, eres?” -espetó el inmenso hombre verde, que
andaba a caballo, sobre una montura azul-celeste.
-“Soy el rey Arturo y no me escapa la ironía de tus palabras, mequetrefe marciano que
invades mis propiedades, sin temor a ser decapitado.”- gritó molesto Arturo.
-“¿Decapitado? ¿Con qué acaso pretendes “decapitarme”?”- dijo el gigante.
En ese preciso instante, Arturo saltó hacia atrás, horrorizado: su espada, la bella
EXCALIBUR, no estaba a su cinto. La había dejado “en casa”, o sea, en el palacio, pues
pensó que sólo salía a dar un paseo por sus propiedades. (Aquí, voy a hacer un inciso, con
las debidas disculpas para con los apurados. Eso me recuerda la pregunta que me hicieron
los ancianos doctores en un hospital, en la China, el Hospital de Veteranos de Taipei, en
la década de los ochenta. Era el examen de graduación como médico: “¿Usted es médico,
ya?”- me preguntó el más venerable de los profesores. “¡Sí!”- dije, “¡Soy médico!” –
pues era el ritual de graduación. Pero no estaba preparado a oír otra pregunta, que me
dejó frío:

249

”Si es médico, ¿Dónde están sus instrumentos?”.
Había dejado en la casa mis instrumentos médicos del kit de viajero. No pude
rematar respuesta alguna.
“Si no tiene instrumentos, no es médico.
¡Venga usted, para graduarse, el próximo año,
pero, le imploramos, traiga consigo, sus instrumentos,
doctor! Y llévelos, cárguelos siempre, a pesar de todas las
incomodidades que de ello resulte, pues el cocinero
¡Carga sus cuchillos y el carpintero sus tornillos!”
Desde entonces, ya han pasado casi treinta años, no me alejo de mi pequeño
necessaire médico que cargo colgado en la correa, a pesar de los insultos de la mujer que
me recrimina por cargar mil cosas en los bolsillos.
Y ni qué hablar de los rollos y tardanzas que he tenido que resolver en la aduana
de los aeropuertos. A Arturo le pasó lo mismo que a mí en ese examen final.)
El Caballero Verde sonrió irónicamente y dijo:
“Un rey, señor, carga su espada al cinto, no la deja en su casa. Si eres Arturo, como
pretendes, ¿Dónde está EXCALIBUR? ¿Sacas a la brillante espada de la peña, para
dejarla en la alcoba, como a una escoba detrás de la puerta? ¡No sé qué diría mi amigo
Merlín si estuviera presente! Para hacer honor al maestro-mago, te perdono, por ahora y
te doy un año para que me busques la respuesta a una pregunta que me tiene desastrado.”
“¿Qué pregunta?”- dijo Arturo, avergonzado.
“La pregunta es la siguiente, y exijo una respuesta clara y contundente, no quiero
palabras baratas, ni cuentos de saltimbanquis, sino enseñanza verídica sacada de la
experiencia, como sacaste tú a EXCALIBUR de la peña.
He aquí la pregunta:
¿Qué es lo que más quiere
una mujer?”
Ahora, puedes irte, pero recuerda, de hoy dentro de un año, a la misma hora, son las
doce del mediodía, y en el mismo sitio, espero verte con la respuesta entre los dientes y
además, con EXCALIBUR al cinto, “majestad”, no dejes más tu poder en la alcoba.”
El Caballero Verde se alejo y desapareció en la niebla y Arturo, atónito y
avergonzado, retornó a su castillo.
Reunió enseguida a los Tablalleros de la Cabra Redonda (yo sufro de dislexia, no se
extrañen) y cuando todos estaban reunidos, levantó la mano y les contó la historia. Cada
uno empezó a decir sobre lo que más quiere una mujer, aquello que más les parecía:
que dinero, que ropa bella, que no se qué muy grande, que eso y lo otro, pero ninguna de
esas respuestas le pareció a Arturo digna de salvarle la vida, pues era la vida misma
aquello por lo cual tenía que lidiar dentro del plazo justo de un año.
Hallar la respuesta a un enigma como ese enigma, no era fácil.

250

¿Qué quiere realmente la mujer? – rumiaban los caballeros y el más pintado entre todos,
Lancelot, dijo: “Arturo, majestad, en el bosque del norte vive una bruja que debe saber la
respuesta. Manda allí a Percival, pues es apuesto y probo. Estoy seguro que hallará la
respuesta.
Semejante pregunta dejaría perplejo hasta al hombre más sabio de la tierra, ni que
hablar de princesas, prostitutas, jueces, monjes, o cocineros. Pero la vieja sabe sus cosas
y Percival resolverá el pago como mejor le convenga. Ni siquiera Merlín puede decirnos
algo, pues se enredó con los hechizos de Morgana, y díme, acostarse con su propia
hermana, no es de aquí, o de allá. Así que a Merlín no le preguntes.”
De este modo habló Lancelot, el Caballero de la Armadura Brillante, que tuvo sus
enredos con Guinevere o Ygrene, (YGRENE es ENERGY al revés, como se ha visto ya
en el texto) o Ginebra, lo sabemos todos.
Acto seguido, Percival se armó de paciencia y salió hacia el bosque de la bruja. Para
hacer un cuento largo, corto, diremos que llegó Percival, atravesando mares y mil
senderos de bosque, a la pobre cabaña de la bruja y le contó toda la historia.
La Vieja dijo que si, pero con la condición de que él, se casara con ella.
Percival apretó los dientes y aceptó. Ese era un reto verdadero, pues la anciana era
realmente espantosa, y además de jorobada, coja y tuerta, olía un poco mucho, a azufre, y
a otros miasmas.
El joven Percival la miró valientemente, y dijo que sí. Había cosas peores en la vida,
pensó. Nunca se tropezó con un reto de esa naturaleza amorosa.
Un poco reticente, se quedó en la pobre cabaña y pronto llegó la noche.. “¡Ponte
cómodo, esposo mío! – dijo la vieja. “¿Cómo, ya somos marido y mujer?” – dijo algo
asustado Percival. “Por supuesto. Nada de ceremonia aquí, en la espesura del bosque. Al
decirme SÍ, eso es SÍ, nada más que mascar.” – dijo la vieja bruja.
Percival se metió en la cama de hojas secas y de repente, sintió a su lado el cuerpo
maravilloso de una bella joven. “No prenda el cirio, Percival, acostúmbrate a la
penumbra, soy Viridiana, la Virgen “Verde” del Bosque de la Osa Mayor y estoy
embrujada por el Caballero Verde de los bosque de Camelot, que me quiso de esposa y
por rechazarle, me tiró ese encantamiento encima. Estoy aquí, contigo, hasta el alba, pero
cuando cante el gallo, me tengo que transformar de nuevo en vieja coja, tuerta y jorobada.
¿Cómo quieres que yo sea, para ti, dime – bella y atractiva en la cama, de noche, y de día,
vieja y jorobada, además de tuerta y coja, o al contrario?
Percival, mudo de espanto, y un poco enredado, le dijo sin pensar: “Como te guste,
Viridiana.
Haz lo que te plazca, yo me conformaré, pues, ahora, que me cuentas tu historia, te
amo profundamente y tu forma e imagen exterior no enturbia, ni aumenta mi amor hacia
ti, pues el amor es perenne como la hierba”. Viridiana no dijo una palabra más y, en esa
noche, los dos hicieron muchas holganzas en la choza. Por la preservación de la Peña de
los Tablalleros de la Cabra Redonda, Percival hubiera hecho cualquier sacrificio. Dama
en el bosque, cocinera en la cocina, y salvaje en la cama vegetal, eso era Viridiana para
él. Cuando cantó el gallo, la joven se levantó y Percival la contemplaba embelesado.
Viridiana era la misma bella mujer que se había acostado al lado suyo, anoche. Y ahora,
de día, había guardado su garbo y hermosura.
“Tiene que ser que haya decidido guardar su bella apariencia de día, pues para las
mujeres eso es muy importante, diría que es crucial.” – pensó Percival.

251

“Y de noche pues, me lo tragaré con soda y vaselina. Ya estoy curado en las
adversidades.”
Percival estaba errando en sus consideraciones. La niña siguió siendo bella para siempre
y nunca más cambió su apariencia.
Días después, casi pasa el año del trato de Arturo con el Caballero Verde, Percival
le pregunta a Viridiana lo siguiente:”No es por nada, ¿pero qué pasó? veo que eres la
misma de aquella primera noche, no me decías que tienes que cambiar?”
“No, no, Percival, amado mío. El hecho de que me hayas dado la potestad y la
oportunidad de que yo misma elija lo que deseaba elegir, ha sido ese el más bello regalo.
Es este el conjuro que anuló el hechizo del Caballero Verde, pues al irse, luego de
encontrarnos por casualidad en el bosque, me dijo lo siguiente: “Cuando un joven alcance
amarte así vieja y tuerta como vas a ser, gracias al hechizo del tiempo, sólo entonces te
salvarás del embrujo que te he tirado.” Lo que realmente quiere la mujer es ser la
soberana de sus propias decisiones.
Percival respondió: “Tengo que salir, a juro, a darle la respuesta al Rey, pues mañana lo
espera el Caballero Verde en el bosque del palacio. “Ve, amigo querido, esposo mío, ve y
abraza a tu rey de mi parte.”- dijo Viridiana.
Percival saltó en la silla y el caballo lo llevó por mares y bosques al palacio del rey.
Cuando Arturo oyó la historia, una lágrima de cristal cayó en el suelo y se transformó en
el diamante Koh-y-Nor, que hoy está en poder de la corona de Inglaterra.
El Rey armó al cinto a Excalibur, es más, no necesitó armar nada, pues llevaba ya,
para arriba y para abajo, su bella espada. Había aprendido la amarga lección del bosque.
Era el día del encuentro. Salió Arturo hacia el bosque y a las doce en punto del
mediodía, el Caballero Verde hizo su aparición, envuelto en una luz tenue.
“Veo a EXCALIBUR. Algo he ganado con la prueba. Ahora bien, dime, ¿Tienes la
respuesta?”- dijo el gigante.
“Sí. La respuesta es: “Lo que más desea una mujer es ser dueña de sus propias
decisiones”- dijo Arturo, calmadamente.
“!Eso te lo dijo Viridiana, Cabrón de Peña cagada, tiene que ser esa quien te lo haya
dicho, dicho, dicho, dicho, dicho, dicho............ y se perdió en la espesura. . ......
A salvo, el Rey Arturo retornó a su palacio para agradecerle a Percival, pero, ¡qué
va!- el caballero, raudo y veloz, emprendió el camino de vuelta a su palomita del bosque,
despidiéndose a la francesa, a la inglesa, o a la española, como haré yo ahora, para estar a
tono y acorde con esos amigos míos de la peña. Así fue, así es, así será.
En la peña de los comilones, hay sujetos que engullen la comida directamente del
plato, sin usar cubiertos, ni servilletas, inventadas hace medio milenio por Leonardo da
Vinci, mientras era maestro cocinero del Duque de Milán. Otros emiten ruidos y olores
escabrosos y hablan a lengua suelta con la boca llena de manjares. Están perdonados: ¡Es
la Peña de las Comilonas!
No te quedes sorprendido ni estupefacto: cada quien coma como quiera, pues nadie
tiene derecho de velar el bocado del otro!
- ¡Vaya contrariedad! ¡Ese cuento de la Viridiana nos deja a todos pasmados y atónitos!.
¿Vosotros, bandidos holgazanes, qué hubieran preferido y qué alternativa, pues no habían
allí varias opciones, sino una sola elección, pues, qué hubieran elegido?
La elección que hizo un amigo mío de la Peña de Mujeres Emancipadas, la dejo para
después, pero antes de oírla tomen su decisión, es un juego de mayores.

252

El noble amigo mío, que usaba mucho la palabra “mismo”, me contó que en una
ocasión, le ocurrió lo mismo que a Percival y él mismo respondió a la mujer que la
dejaría elegir por si misma.
Al oír esto, ella no dijo nada, se quitó la ropa y - como en los cuentos de los
esquimales, que invitan a sus huéspedes a dormir con la esposa, pero sólo para que ella
les de un poco de calor humano mas no para hacer no se qué cosas debajo de la piel de
oso polar - se metió en la cama.
En la mañana, la bella mujer siguió siendo bella y mi amigo pensó: “. . . es seguro
que decidió ser bella de día y anciana bruja, de noche. . .”
Pero no, no fue así: la niña siguió siendo ella, con la misma hermosura, de día, de
noche, de medianoche y de mediodía, en el alba, en el crepúsculo, en el sol de los
venados, entre dos luces, como quieran y como más rabia les dé. . .
Debido a la elegancia de ese astuto caballero amigo mío, pues no sé cómo llamar su
insondable bondad y sabiduría, la mujer estaba contenta: el hombre le había respetado su
parecer y le había permitido así romper el hechizo que le había tirado algún Ogro Verde,
tiene que ser alguno como SHRECK, molesto por haberlo rechazado en sus pretensiones
de ser su compañero. Ser dueña de sus propias decisiones es lo que más quiere una mujer.
¿Y cuál sería la moraleja de esa grata historia ejemplar?
Pues, créanme, no hay moraleja, en las palabras mismas está el sentido profundo de
su misterio.
¿Con qué ilustrar este decente escrito?
Busco en los archivos, pero no encuentro algo que me guste. Busco en los
Archivos Akáshicos y tampoco encuentro nada.
Entonces dibujaré yo la imagen, y haré la TETRAKTYS, pues hablo de la tetrada
de la peña de los pitagóricos, que me salva y me cuida de los cabrones:
¿Qué es lo que más quiere un hombre?
C.O.R.D.
El Enamorado de la Osa Menor
Compromisos, obligaciones, responsabilidad, deber . . .
Cuando me pregunto que hago yo aquí se me aclaran todas las dudas poniendo
sobre la mesa los compromisos, las obligaciones, la responsabilidad y el deber que
afloran en un esplendido ramillete delante de mis ojos en el diario convivir.
No seria integro ni digno de mi parte si me saliera por la tangente de todo ello.
Observo con esmerada atención como los afectores me afectan en mis movimientos
diarios, como los confectores confeccionan situaciones curiosas que componen alrededor
mió un mercado entero de combinaciones sociales en las cuales me veo involucrado, casi
automáticamente.
No me escapa la percepción de los defectores que introducen defectos en mis
acciones, pero intento corregir gestos y palabras, sentimientos e inclinaciones,
inmediatamente. Siento los efectores, en manos de los cuales dejo que se muevan las
ruedas del destino. Con los infectores soy rudo y drástico: corrijo sobre la marcha, con el
método del ensayo y error. Modifico mi conducta, enderezo los entuertos y trato de estar
de buen humor. Los prefectores hacen su tarea, no puedo intervenir, pero alcanzo verlos,
me doy cuenta: todo esta controlado por un sublime poder superior.

253

Los perfectores son encantadores: perfeccionan todo desliz, acomodan y reparten
en ese póquer cartas preciosas, liman las asperezas de los malentendidos y dibujan una
dimensión mejorada de mis actos y circunstancias.
De la alimentación se ocupan los refectores, pues nunca me dejan sin bocado y
como no solo de pan vive el hombre, me alimentan con quietud, serenidad y cariño.
Disfruto de todo ello . . . Son las potencias elementales que mueven el circo del mundo.
Pero no me engaño al observar las acciones, el comportamiento y los eventos que
involucran a los demás en todo ese juego. Nadie esta errado, ni equivocado, ni mezquino,
ni ingrato. Todos estamos movidos por los poderes visinvisibles de nuestro propio
destino. Pero hay un recurso, quizás dos: el amor y el humor. Frente a esos dos dioses de
la humanidad no hay nada que pueda enturbiar las aguas del gran rió. El rió es el amor y
sus orillas son el humor, negro o blanco, según el gusto del actor.
Cuando ya no tengo nada que hacer, me dispongo a lavar los platos sucios del día
anterior. Hay allí en la cocina una pila de ellos. Uso corta grasa, imprescindible. El agua
muy caliente me ayuda a reforzar y a aguantar la sensación de extremo calor en mis
manos. El agua fría llega luego como una bendición. Ordeno los trastos con esmero, pero
sin orden preconcebido, me siento bien, pues alcanzo el logro de limpiar el entorno,
aunque sea ello una mínima y tenue limpieza. En vez de café, me acostumbro a beber te
verde o mate, y los riñones lo agradecen sobremanera. Me dedico en las mañana a limpiar
los emuntorios y la agradable sensación de colaborar con mi cuerpo es benigna. Uso
aceite de almendras para las axilas y para el miembro viril, como lo llaman los médicos,
aceite de oliva para la boca, agua fría para la cara, el cabello, la cintura y la ingle.
Los hombres deben orinar de pie, y axial lo hacen, de modo natural, pero algunos, por
una extraña comodidad, lo hacen sentados.
Hay que lavarse el ano con agua fría cada mañana y ¿como lo vas a hacer? Con un
recipiente de plástico y usando la mano izquierda, como los árabes.
Luego puedes lavarte bien las manos con jabón de azufre, sin tantos perfumes y
parafernalia. Presto atención en hacer eso después de lavarme la cara, para no ironizarme
a mi mismo al pensar que antes de los ojos he cuidado el culo.
Una sensación de frescura me invade y me alcanza al peinarme frente al espejo:
eres tu, me digo a mi mismo, mirándome.
Las noticias de la mañana en todos los programas de TV son encantadoras: me hacen
sonreír. Preparo el desayuno para mi hija adolescente y me despido de ella con humor:
¡estudia mucho! – le digo al verla salir para su colegio.
De una escuela inglesa, muy elitesca, la he mudado a un colegio de monjas, frente a la
casa, ¡que cambio! Pero la niña sigue adelante, no se amedrenta con nada. Con su
cacharro de móvil se la pasa escribiendo mensajes y mensajes. No me meto, aunque a
ratos le pregunto: ¿Qué haces hija mía, que cosas escribes tanto? Nada, nada – me
responde. Amigos . . .He trabajado mucho en m vida y ahora voy a disfrutar de los
laureles. Lo que actualmente hago no considero que es ningún proyecto, pues he tratado
por todos los medios de alejarme de la idea de tener proyectos. Me deslizo por la vida
como un lagarto especializado, un Chamaéleon, digamos, suelto mi larga lengua detrás
de alguna mosca y avanzo con lentitud sobre la rama que me corresponde en ese gran
árbol de la vida y de la ciencia. En el alba hay una fragancia sin precio en el aire.

254

Tengo un parque frente a mi ventana y a menudo camino por sus senderos, donde
los árboles y los arbustos tienen, cada uno, el nombre griego escrito sobre pequeñas
tablillas. Es un encanto leer todas esas palabras con el rumor y palpito de la ciudad, con
todos sus sonidos revoloteando en el aire de la mañana.
Mas tarde debo volver y preparar el almuerzo, hacer arepas, cocinar el arroz,
aderezar las chuletas, poner al vapor el pescado, rayar el jengibre y hacer la ensalada, las
patatas fritas y el brócoli.
Me siento un hombre realizado. Estoy contento con lo que hago, súper contento con
lo que tengo y muy contento con haber entendido quien soy. Me doy cuenta que nadie
puede negar en el otro la sensación de estar realizado. Es algo categórico e intocable,
pues solo le concierne a este y tal individuo, a nadie otro. A consecuencia de esta
sensación de estar realizado, he sido regalado con algo maravilloso: el criterio.
Claro, todos tenemos una opinión, pero tener criterio es algo mas, es algo muy
diferente de tener una mera opinión. Yo respeto el criterio de los demás, y no respeto sus
opiniones, sin desmedro de sus personas, a quienes y por quienes tengo un invisible y
secreto cariño. Temprano, en el alba, mientras los demás todavía duermen, me siento el
rey de la ciudad. A veces levanto los ojos al cielo estrellado y vislumbro a la Osa Menor,
de la cual estoy secretamente enamorado. La razón de ese afecto es su estrella polar.
Los jóvenes no deben tener muchas comodidades. Toda comodidad es la semilla de
un futuro obstáculo, igual o peor. En cambio, toda incomodidad es la siembra de un
futuro beneficio, igual o mejor. Es por ello que la educación es algo muy distinto del
estudio: la educación no es el estudio. Luego, el entender me lleva al saber. Y el saber
difiere tanto del conocer. . . Solo puedo saber al haber entendido.
Tengo cuatro cosas que uso como herramientas del saber: la imaginación, la inteligencia,
la creatividad y la fantasía.
El mundo de la imaginación es distinto el mundo de la fantasía.
Un bello símil seria una bici: la rueda de adelante es la imaginación y la rueda de atrás, la
fantasía. Los pedales son la creatividad, la cadena es la memoria, y el volante, que uso
para la dirección, es la inteligencia, madre del sentido. Adivinen que es la silla: ¡es el
humor! ¿Qué otra cosa puede ser el sentido mas que la dirección?
Una bici es un artilugio extraordinario: te ofrece la posibilidad de comprender la
diferencia que hay entre el equilibrio y el balance, dos aspectos muy distintos. El
equilibrio es lateral, es el juego entre la izquierda y la derecha, entre el babor y el
estribor. En cambio, el balance es el juego polarizado entre la proa y la popa, entre el
mundo de adelante y el mundo de atrás. En el centro hay un punto neutro llamado punto
vivo, desde el cual todas las velocidades se alcanzan en un juego de cambio, cuyas
secuencias están en tus manos. Hay algo precioso de lo cual aun no he hablado. Es la
energía. La energía es todo, es lo mas importante, pues como el bosón de Higgs, de la
energía proviene tanto la luz como la sustancia. La energía es el sonido. Si buscas en un
diccionario griego, veras que energeia significa función. Todo lo energético es funcional
y operativo.
Todos nuestros ejercicios gimnásticos y por ende, deportivos o recreativos, deben
ser regidos por la búsqueda de los secretos de la energía natural. ¡Que digo!

255

Todos nuestros movimientos en el diario convivir, desde el mas trivial hasta el mas
complejo, deben ser motivo de una esmerada búsqueda de los secretos de la energía.
Me pregunto: ¿Qué hay?
Respondo: Todo. Todo hay. . .
Confecciono un modelo teórico, y a la vez lógico, para aclarar mi declaración; el
grafismo consiste en unos factores de la ecuación: el Vacío, el Todo, lo que llamamos
algo, los nombres que tienen las cosas (por haberlos recibido al ser nombradas), y lo que
se define como eso. Hay la costumbre de oponer al Todo un termino impropio: la Nada.
Pero “la nada” no existe, ¡Ja, ja, ja!
ALGO
El VACIO
ESO
El TODO
NOMBRES
La nada no existe: como si fuera su complemento, se le opone al Todo para denigrarlo,
para anularlo, pero este hecho no alcanza su cometido, pues no es su figura
complementaria. En cambio, el Vacío es un principio universal cuyo prototipo es el Todo.
Mirando el Todo a nuestro alrededor descubrimos el Vacío. A su vez, los nombres de las
cosas son un misterio que debe desentrañarse.
El Vacío es uno de los veintitrés principios universales:
• La Vida • La Verdad • Lo Bello • La Justicia • Lo Bueno
• La Justicia • El Amor • La Eternidad • El Infinito • La Libertad • La Paz • El Combate •
La Familia • Lo Sublime • La Inteligencia • La Imaginación • La Mente • El Ser • La
Salud • La Sabiduría • La Tradición • El Conocimiento • La Energía • El Vacío
Así como los cromosomas, donde están inscritos estos principios universales, son
veintitrés, con una variante veinticuatro para el sexo masculino, tal cual los principios
universales se cuentan como veinticuatro. No hay ser humano en cuya memoria genética
no estén presentes estos veinticuatro principios universales.
Los principios universales no tienen tinte de nacionalidad, ni de rasa, ni de familia,
ni de espacio, ni de tiempo: son existenciales, eternos, infinitos. No cambian con las
épocas, no aumentan, no disminuyen, no pierden su potencial ético ni desaparecen del
horizonte de la cultura.
Los C.O.R.D. pueden ser de diversos tipos: educativos, médicos, comerciales, de
estudio e investigación, sociales, sexuales, militares y políticos, laborales y domésticos,
artísticos, creativos, tradicionales y existenciales. Son vínculos que nos atan a nuestra
familia, a nuestro cuerpo, a nuestros tratos y negocios, a nuestra búsqueda, a nuestros
deseos, a nuestra sociedad, a nuestro trabajo, a nuestros juegos, a nuestra poesía, a
nuestra tradición y a nuestra existencia.
¿Qué es un compromiso?
Es una promesa contraída para con el futuro. Es un convenio de mutuo acuerdo.
Pero tal como se puede renunciar a un matrimonio luego de haberse los novios
comprometido, ocurre que si en el mismo momento de la ceremonia de la boda, al
responder uno de los contrayentes – ¡No!, el evento queda fuera de lugar. Asimismo, un
compromiso puede ser anulado, a través de una renuncia. No obstante, es obligatoria la
presencia de las partes.

256

¿Qué es una obligación?
Es el nudo de una exigencia moral que me ata a una declaración y tal atadura se puede
también desatar, con tal de proclamarse todo ello con claridad y sinceridad para así darse
a conocer la decisión. Es casi decir “¡Yo paso!”. La obligación es un vinculo que nos
sujeta con firmeza, tanto a abstenernos de hacer algo, como a lo de hacerlo.
¿Qué es la responsabilidad?
La responsabilidad es una deuda inmaterial que solicita ser saldada, para reparar o
satisfacer un cargo o determinado hecho de naturaleza moral y/o ética.
Hay que “pagar” y el pago no es necesariamente en dinero, sino en tiempo, o en espacio.
Se paga con integridad y esmero.
¿Qué es un deber?
Un deber no puede trasladarse a otro, pues del deber no se puede salir por la tangente. El
deber es una necesidad de corresponder a alguien en lo moral, o en lo ético, un
cumplimiento que tiene que ser respondido a través de acciones que se tienen que realizar
y llevar a cabo a juro. No hay salida: el deber es inexorable y nace del respeto, gratitud o
diversos otros motivos existenciales.
C. O. R. D. - :
Compromisos, obligaciones, responsabilidad, deber . . .
Luego vendrán los premios y los castigos, no lo dudes . . .
El primer C.O.R.D. lo tienes contigo mismo. Ya sabemos, C.O.R.D. con la familia, con la
sociedad, con naturaleza, con el cosmos. El C.O.R.D. es obviamente un problema de
comportamiento. Lo que los demás opinan sobre tu comportamiento no tiene que ser
objeto de cuidado. Ejerces tu madurez, tu libertad, tu independencia. Tu conciencia es el
juez. Eres un ser cultural. Comas lo que comas, lo que vas a excretar es excremento.
Hagas lo que hagas, lo que vas a cosechar es tu propio C.O.R.D. Eres responsable
de tus actos y por tanto vas a responder por ello. En miras de lo que has hecho (lo que
haces se traduce en pensamientos, palabras y acciones) vas a adquirir compromisos,
obligaciones, responsabilidades y deberes que tendrás que solventar, respetar, considerar
y llevar a cabo.
Entre los animales no hay compromisos ni obligaciones, solo responsabilidad y el
deber. A cada paso observamos esto entre los cisnes cuervos, leones u osos. Todos los
animales llevan a cabo con seriedad y esplendida responsabilidad sus tareas naturales.
Eso es ya bastante y sirve para comprender lo que estamos haciendo aquí.

*
*
* *
* * *
* * * *

257








































INDICE DE MATERIAS

Prólogo
EL CURANDERO DE HERIDAS
Preguntas desde lejos
para heridas del Alma
El Principio del Ser
El Principio de Amor
El Código Universal de los Nombres de Persona
Algunos puntos esenciales de la Onomatología
La imposición del Nombre
Principio de Verdad
En la Fragua de los Nombres
Breve Diccionario morfológico de los Nombres Propios de El Amadís
La Onomatopoiésis del Nombre Propio
Análisis lingüístico de los módulos tonales en los nombres de persona de El
Amadís
TEORÍA UNIFICADA DEL LENGUAJE
CÓDIGO UNIVERSAL DEL LENGUAJE
Odones (64) del Código Lingüístico
Diccionario
NOMBRE
Esplandián
EL Rosario de las Partículas Onomásticas de los Nombres de El Amadís
ARQUISEMAS
El Rosario de las Partículas Onomásticas de los Nombres Propios
Lista de Arquisemas
Análisis onomatopoiético de la partícula - ARQUISEMA GRI
Origen del Lenguaje
Elogio a la máquina
Epílogo
Anexo sobre la Piedra
Anexo Sobre el Origen de la Lidia del Toro
Anexo SINAPIA
Anexo Amadisiano – AMADIS
Alegato por Los Tres Mosqueteros
Lectura secreta de un nombre ritual
Heráclito en boca de pillos
ANEXO GITANO
Breve índice de términos gitanos – romaní
MM - Miscelánea Medieval
Labor de las Mujeres en el Mundo Medieval
CALAFIA: Lo que más desea una mujer
C.O.R.D. : Lo que más desea un hombre

258

*

259

260

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful