You are on page 1of 11

Síntesis y conclusiones de la bioética Alma Violeta G.H.

Dios manifiesta la bondad de la creación, al afirmar repetidamente en el Génesis: “y vio que era bueno”. El ser humano es bueno, por tanto el cuerpo también lo es. El aliento de vida recibido por el soplo (espíritu) es el que conseguirá que el ser humano se conduzca por el camino del bien o del mal según elija El cuerpo como encarnación, es el lugar donde el yo personal se manifiesta y realiza visiblemente en el mundo. Es un valor fundamental para poder vivir todos los valores (la libertad, la justicia, el amor, la solidaridad). Carne-cuerpo; alma-espíritu, son elementos constitutivos del ser humano, son inseparables no se puede entender al ser humano sin alguno de estos elementos. La persona es un todo, en su bondad, en su fragilidad, en sus aciertos, en su pecado. El ser humano lo es en la medida que produce vida y está en relación con los demás, de manera creativa y dinámica. El ser humano es inacabado, desde que nace se está construyendo, y está construyendo (muchísimas veces destruyendo) el mundo que se le dio por encargo para su transformación. Los seres humanos tendríamos que tomar mayor conciencia de nuestra corporeidad y poder amar, cuidar y respetar lo que somos y lo que son las demás personas. Urge mirar el cuerpo como nuestro propio ser y no algo externo a nosotras que se puede vender o tratar como mercancía. La existencia personal no se agota en ser un cuerpo, excede dicha dimensión para darle expresión humana y simbólica. La relación entre un yo y un tú que hacen un nosotras/os no es una simple relación de cuerpos es una relación entre sujetos, entre personas que compartimos el mismo hálito de vida. Reconsiderar nuestra relación con Dios y con las demás personas, sea la comunidad, la sociedad nos posibilitará volver a nuestro ser humanas y humanos y buscar por qué nomás la construcción del reinado del Padre a la manera de Jesús. Criterios fundamentales de la bioética

Definitivamente el principal criterio de moralidad para la bioética debe ser el propio ser humano: mujer y hombre que merecen tener una vida digna y una vida en abundancia como nos lo recuerda Jesús el Cristo en Jn. 10,10. Desafortunadamente se tiene que hablar de la necesidad de rescatar la vida, dado que la deshumanización ha llegado a tal extremo, que diariamente podemos constatar las tantas

3. por negligencia. digo afortunadamente porque la tarea de dignificar nuestros cuerpos y ser constructores benéficos corresponde no sólo a nivel individual sino a nivel comunitario. para rescatar el significado y valor de nuestro cuerpo. que nos la ha dado para amarla. en la manifestación concreta de nuestro cuerpo con ciertas características únicas que nos distinguen de las demás personas. y vida en abundancia (Jn. en este mundo hemos querido inmiscuirnos a tal grado.2. “Dijo luego Yahveh Dios: „no es bueno que el ser humano esté solo. Es importante tomar conciencia de que cuando hablamos de “alguna parte” de nuestro ser es porque están implicadas las demás. capaz de hacer nuevas las cosas entonces también tendremos que creer. creador. (Jn. En este sentido. Si hablo de alma es porque tiene que ver con cuerpo. que como personas humanas somos cocreadoras. Si consideramos que la vida es movimiento y expresividad. si creemos en un Dios de vida.muertes injustificadas. voy a hacerle una ayuda adecuada‟…” (Gn. El cuerpo es la expresión máxima de lo que somos como seres vivientes. Se ha dicho que vivimos en un mundo cosificado. Responder a esa gratuidad y amor de Dios implica amar la vida. Ambas realidades tienen que recuperarse. para decir que se hace necesario rescatar la vida y en ella la corporeidad pues es en ésta dónde se realizan las masacres humanas. simplemente es un todo.” Es el tiempo de ver la vida en nuestra realidad corpórea.2. Es aquí donde tenemos que afirmar que la vida nos viene por la gratuidad de Dios (Gn. La dignificación del ser humano le viene de la imagen y semejanza de Dios (1. Y tanto nos ha amado que nos envió a su Hijo para tener vida eterna.15-16). respecto a la vida de la otra persona es más importante su vida que la ley.10.10). y el sábado . por lo que no podemos disponer de ella. que no hemos caído en la cuenta de la única vida que tenemos (terrenalmente hablando) que no se restituye. Hijo de Dios. Seguimos en el tiempo propicio para rescatar el don de la vida. dinámicas. capaces de volver al principio de la vida. por indefensión. En este punto tiene mucho que decirnos Jesús Liberador.26). la lista podría continuar. aceptarla en nuestra realidad corpórea y reconocer que esa vida no nos pertenece. científicos y tecnológicos. Se puede definir como bien dice Ngumba (Vida y corporalidad. Este recipiente merece todo cuidado por la preciosidad de la vida que contiene. respetarla y responsabilizarnos de ella. Afortunadamente el ser humano sólo puede existir por otros seres humanos. dinámico. hemos perdido el interés por indagar de dónde nos viene y para qué nos ha sido dada. Christus 1987) “el cuerpo es como el recipiente de la vida. entonces podemos definir el cuerpo no sólo como recipiente sino mucho más como una condición de posibilidad para la manifestación de la vida. por intereses políticos. en fin. por falta de recursos económicos para atender la salud. por el que somos. no somos partecitas ni rompecabezas.7) en quien creemos. ni una ni otra es más o menos valiosa.10). en la era de lo desechable y quizá. ni se compra. Somos un todo complejo. pero con esto basta. “El tiene en su mano el alma de todo ser viviente y el soplo de toda carne de hombre” (Jb. Desde entonces se habla de una individualidad y una comunidad.18). más aún. sea por la maledicencia del propio ser humano.12. el cuerpo es exigencia de vida y del ser. es el tiempo de volvernos a él con una mirada compasiva y no llena de culpa o vergüenza que cargamos por herencia de nuestros antepasados. que Dios es el único señor de la vida.

6.10. respetarlo. la marginación. por defender sus derechos por darse su lugar en la ciudad. Jesús con sus actitudes y acciones concretas devuelve la dignidad. claro insuficiente. por ejemplo.13.8) ver por la vida de los demás. ahora las circunstancias los han unido y juntos y juntas hacen un intento por recuperar su dignidad. la desigualdad. teniendo como criterios fundamentales que:    Dios decidió crearnos de su aliento de vida (2. y defendió la vida. han luchado por tener su propio centro de salud. No sólo mueren personas. sino que nos enseña que es parte fundamental de la tarea cristiana (Mc. salvó la vida de la mujer adúltera a quien querían asesinar a pedradas (Jn.18) para no estar solas ni solos. la salud y el valor del cuerpo de la persona. más aún. Nos dio un cuerpo diferente al de los demás animales para amarlo. como cristianas y cristianos tendremos que considerar los designios de Díos.8. aquellas que por falta de nutrición. Mt. En la colonia Tarahumara. son paso esperanzadores que nos recuerdan que la comunidad cristiana por el Espíritu de Jesucristo sigue viva con una gran tarea: la de superar el sufrimiento. precario. América Latina sufre.11).22…). Una iglesia de esta talla merece ser considerada como criterio fundamental para una moral de vida. dignidad y personalidad. 6.8. 1. hijos e hijas de Dios han sufrido la privación de servicios de salud.24-37. para ayudarnos a recrear la vida. Es importante pues. 7. que dio su propia vida para que todas y todos la tuviéramos. pero sobre todo porque ha acogido la vida como don de Dios y ha entendido que tiene que ver con el plan salvífico que vino a mostrarnos su Hijo Jesús.(Lc.6). de atención benéfica y justa padecen dolores innecesarios en su cuerpo. Una parte de iglesia latinoamericana mucho ha tenido que ver para mantener la esperanza de los pueblos sufrientes y menguados de vida. Jesús Liberador que ama la vida.6. el propio bien de la persona que consiste en que tenga vida. compartirlo. sino también las culturas enteras”. defenderla a la manera de Jesús. Sin embargo como signo de esperanza. asentamiento ubicado en ciudad Juárez se puede constatar esta realidad denigrante. Nos llamó a ser comunidad (Gn. pero por lo menos tienen cerca un lugar a donde acudir. en la mayoría de sus habitantes. Para cualquier situación de muerte y en defensa de la vida corporal. queda el hecho de que se han reunido en comunidad siendo esta raza en su origen una raza dispersa. Este ver por la vida de los demás se refiere más específicamente a ver por las personas empobrecidas. tener como criterio fundamental la defensa de la vida y la liberación humana al modo de Jesús Liberador. para distinguirnos de los animales nos llamó humanidad.15) “Incontable personas son degradadas y han sufrido la pérdida de su identidad. más aún como señala Bonín (Manual de Bioética p. gozar de la beneficencia y la justicia como todo ser humano merece. recuperar su autonomía.7) como hijas e hijos únicos e irrepetibles por puro amor y de manera gratuita. Es así como ha hecho una opción de vida por la gente más empobrecida. Ha buscado medios concretos para sanar enfermas y enfermos. . realizó muchas curaciones (Mc.53. 2. es decir. ha sido también una iglesia profética que ha denunciado la marginación y los abusos terribles que ha vivido la comunidad latina. Con esas curaciones no sólo deja claro el bien que hay en el cuerpo.

hambre y desnutrición. más que el origen de la vida.más bien propensa a retardar semanas y meses el momento de la hominización. 10. Es fundamental luchar por el respeto de las mujeres. Desde estos criterios y como iglesia liberadora y profética estamos obligadas y obligados a luchar y defender la vida. este documento versa sobre dos valores básicos: El valor de la vida humana. más y más discapacitados. clonación humana. a amar la vida y luchar por ella hasta donde sea posible. y es la filosofía y/o la antropología quien aplicará el concepto de persona. La teología ha de tomar en cuenta las distintas disciplinas para poder dar un aporte valioso.desde el primer instante de su existencia. 1971) “toda la tradición de la reflexión moral católica ha estado siempre incierta y –salvo en algunos decenios. alcohol.       A buscar caminos que permitan que las mayorías ya tengan su salud. drogadicción. Que como comunidad podamos ser voz de los sin voz (los no nacidos) Es justo y necesario entrar en diálogo con las diferentes ciencias y lograr criterios fundamentales a favor de la vida. la obligación moral de humanizarnos y sensibilizarnos. era el origen del alma humana. aunque.” En sí. penas de muerte. que seamos capaces de decidir sobre nosotras y por nosotras mismas. Esta última imperó hasta el siglo XIX. Que nuestros cuerpos no sean manipulados. (Asís. Planteamientos que la teología ha hecho sobre el comienzo de la vida Sabemos que a las ciencias biológicas concierne aportar datos sobre el desarrollo de un nuevo ser y ha logrado hacer valiosas aportaciones. guerras. lo que de fondo estaba. eutanasia y más… tenemos como hijas e hijos de Dios.” El reciente magisterio de la iglesia católica en el documento Donum Vitae ha afirmado la condición personal del embrión humano: “El ser humano ha de ser respetado –como persona. Que en diálogo con la biomédica busquemos el mayor bien posible. como reconocer una individualidad humana completa.10) nos llama a seguirlo en la gente empobrecida que carece de una vida digna y de calidad. Jesucristo liberador que ha venido a dar la propia vida para que todas y todos la tengamos en abundancia (Jn. de la salud. ancianos. el valor de la procreación humana. abortos. que inicia con una “vida física” sobre la que se apoyan y desarrollan todos los demás valores de la persona y ha de ser respetada de manera absoluta por el hecho de que Dios es quien la ha dado y.371) citando a E. Actualmente se sostiene la primera tesis: “la animación inmediata”. p. La teología ha estado presente en el planteamiento que las ciencias médicas-biológicas han presentado sobre el comienzo de la vida. Como en otros casos. quizá. como dice Vidal (1991. también aquí han surgido por lo menos dos corrientes de pensamiento: los padres de la iglesia que se inclinaban por creer en la “animación” inmediata. Chiavacci. la que surgía a partir de la concepción y los que optaban por la “animación” mediata que iniciaba después de cierto tiempo. Ante tantas realidades de muerte: SIDA. cáncer. suicidios. .

que muchas personas conflictivas en la actualidad provienen de un vientre materno que no las acogió desde su fecundación. creo que el tema del aborto nos dará más luces. creo que más allá de estos casos.hasta su nacimiento y de lo que allí surja continuará su proceso de realcionalidad para hacerse persona por él mismo. claro. por falta de amor. considero que esto no invalida la voz de la gestante y en muchos casos es ella la que tendrá que decidir. generalmente se habla de las violaciones y por ella es engendrado un ser no deseado.5-6) que le fueron dirigidas por Dios: “Antes de haberte formado yo en el seno materno. para quienes apoyan este postura quizá no han caído en la cuenta que desde el principio el nuevo embrión ha entrado en esta realcionalidad. más allá de las circunstancias pecaminosas o violentas. lo que sí queda verificado es el amor de Dios a la vida en esos seres independientemente de la manera en que fueron gestados. 1. sobre todo en materia legal respecto al derecho de abortar. Me parece significativo el hecho de reconocer al embrión humano como autónomo desde el inicio de su gestación –aunque con ayuda del seno materno. La mayoría de los teólogos y teólogas han invalidado aquellas posturas que no son la fecundación o la anidación. sea cual sea la condición. la valoración de la vida es primordial. No toda concepción es realizada por amor. Por otro lado. Es triste constatar -según la psicología. cristianas. te conocía y antes que nacieses. hombres o mujeres tendría que ser desde la fecundación. acoger esas vidas como parte nuestra independientemente de la madre. hay otros muchos que surgen por irresponsabilidad. del hecho de permanecer dentro de otra vida –seno materno. Tal vez porque en ésta. hombre o mujer. Más bien. Lo que más creo es que toda persona. Quizá esa alegría viene desde antes y me viene a la mente las palabras del profeta Jeremías (1. deseadas o no deseadas. son estas dos las que están en debate. parte de una sociedad en cualquier vocación o profesión tendremos que optar por la vida a la manera de Dios.5). sobre su cuerpo pero también sobre la vida de otro ser.La teología católica actual para dar su aporte ha tomado en cuenta la variedad de posturas que se han tomado respecto al estatuto humano del embrión. y en el caso de que no. y por otras personas a lo largo de su vida. desde el seno materno se alegra con la vida nueva. Quizá aquí tenemos otro campo que nos podría dar luces para creer y constatar que la nueva vida tiene que asumirse desde la concepción. Como personas. con este reconocimiento se invalida el criterio “del derecho de la gestante” sobre la criatura. Semejante es el testimonio de Isaías (49. sea cual sea la etapa. . brindarles ese amor para que tengan la capacidad de relacionarse más humanamente. desde el inicio de la vida es objeto de la predilección divina. no podemos pensar que la vida de un ser humano depende del criterio relacional. entra en juego la vida de la mujer. individuo. te tenía consagrado”. porque “así Dios lo quiso”. ya que algunos se inclinan por la primera y algunos prefieren pensar que es en la anidación donde el embrión es reconocido como nueva vida. sujeto. la valoración de los seres humanos. desde la fecundación. desde el vientre materno para que surjan de ahí personas ya con sentimientos positivos que aman su propia vida por haberse sentido deseados. Dios desde el principio.y diferente al de la madre. porque “hay que ser mujer” pero independientemente de si se haya o no querido un hijo o una hija.

la pasión y la resurrección de Cristo no podemos quedarnos inertes. Realmente vale la pena echar mano de todos los recursos que existen con tal de ganar salud y vida.Finalmente puedo decir que con la vida no se juega. con la verdad. que no podemos pensar en una manipulación de seres precoces inofensivos e indefendibles. que es la mejor respuesta que se puede encontrar para darle sentido al sufrimiento y al padecimiento que sufre la persona enferma y la familia o amistades que acompañan en el proceso doloroso de la enfermedad. a la información verídica e incluso derecho a una muerte digna. Como pista pastoral es importante conocer la propuesta de enfoque intercultural. Con la interculturalidad se podría lograr una convivencia sana (no sin conflictos) entre grupos humanos. pero vale la pena llevar a cabo lo que dicho documento propone “propiciar actitudes de respeto. comprensión y apertura de parte del personal de salud hacia la población que atiende. sentir compasión y compromiso hacia el sufrimiento ajeno. a la asistencia sanitaria. Alcanzar un trato digno. Toda persona enferma tiene derecho a la salud pero. cómo la previenen. es bueno aclarar que entre los recursos hay formas que aparentemente devuelven la salud pero sabemos que alivian alguna parte y enferman otra. Salud y enfermedad Ante tanta enfermedad incurable nos queda tener una actitud cristiana. tanto en las zonas rurales. Si optamos por la vida. sub-urbanas y urbanas. es necesario voltear hacia el amor humano. que si hay circunstancias inevitables se acepta bajo un discernimiento y después de haber agotado todos los medios. Hoy se habla de pastoral de la salud. Y esto tiene que ser fuertemente impulsado por toda la sociedad. presente desde la fecundación por la peculiar relación que la persona. de ahí la importancia de retomar la salud de manera integral. . pues sabemos que existen muchas personas enfermas abandonadas que enfrentan su situación en soledad. hace falta impulsar todavía más programas de prevención. Definitivamente hay mucho qué hacer en el campo de la salud. indefensa. esta será una señal también de la propia dignidad humana. creencias respecto al ámbito de la salud y la enfermedad. Lograr una comprensión y un enriquecimiento de ambas medicinas: la institucional y la tradicional. tendremos que hacerlo con una particular responsabilidad frente a la vida humana débil. o dicho de otra manera. saber que el dolor mira a la pascua de Cristo. como un todo que permite a la persona estar en armonía. urgente y necesaria. que la vida no es eliminable por propio derecho. cómo restituir la salud. que no intenta globalizar. Por el sufrimiento. compartir ideas. En estos tiempos de deshumanización se requiere como obligación moral acercarse más a esta cuestión. además. tiene derecho a la vida. si bien son necesarios los programas asistenciales como respuesta inmediata. con discreción. Es una labor difícil. incluso cómo prolongar la vida. sino tomar en cuenta cada región con sus distintas peculiaridades y necesidades. como paciente tiene otros derechos: a ser tratada como adulta. es elemento sustancial. cómo eliminan el dolor. Desde siglos atrás y por la enseñanza de Cristo sabemos que ha existido la preocupación por la salud.

Todavía queda un camino largo por recorrer en esta área. científicos. aislar o marginar a aquellas personas que padecen la enfermedad. quizá la requieran más los y las estudiantes de medicina y médicos ya preparados en el campo científico. pero deficientes curiosamente en las relaciones humanas. ya que no se puede pensar en el servicio que prestan como mera fuente de trabajo. donde se garantice el respeto entre grupos culturales diferentes. tendremos que aprender a mirarlos como son: personas enfermas que requieren de muchas ayudas. de ahí la búsqueda por encontrar caminos de salud y vida. norma indispensable para una convivencia social armoniosa. con un fuerte Fundamento de vida y con una conciencia sobre su valor. tendremos que estar siempre a favor de la salud y de una mayor calidad de vida posible. sólo que en ambos casos está en juego la vida de las personas. pues aquellas van deteriorando poco a poco la salud. las actitudes. que adecue los programas. la comunidad y el paciente. quizá con el esfuerzo de una sociedad consciente se logre avanzar hacia la salud plena. los intereses son distintos. donde se aprovecha el conocimiento de unos y la sabiduría de otros en beneficio de la salud y por tanto de la vida. Un modelo que propicia la participación y el compartir los conocimientos técnicos. 10. los espacios físicos a las necesidades de cada población. aunque se experimente una felicidad pasajera. Se puede decir que muestran mayor humanidad. en alguna medida ven el reinado de Dios como posibilidad para seguir viviendo. Si trabajan lo hacen con personas no con máquinas. representantes de las poblaciones. hacer realidad el querer de Dios es tarea nuestra “Que todas y todos tengamos vida en abundancia” (Jn. claro. por lo que éticamente hablando es necesaria esa formación.10) No podemos estar a favor del consumo de drogas. Dios sigue adelante con su plan de querer una vida abundante para todos sus hijos e hijas y estos a su vez. No podemos ser cómplices de quienes distribuyen las drogas y menos distribuidoras. Sin duda. El gran reto es desarrollar un modelo de atención incluyente que de manera respetuosa propicie la comunicación entre el personal médico. . las parteras o médicos (brujos. Ésta. curanderos) del pueblo. humanísticos por parte de los médicos alópatas y los médicos tradicionales. funcionarios estatales.La formación integral de todo el personal médico es básica y urgente. Conclusión drogas Como cristianas y cristianos. a pesar de las ganancias económicas: “No haga a otras y otros lo que no quieres que te hagan” o en positivo Haz aquello que quieras te hagan a ti” Tampoco podemos condenar. donde deje de morir gente a causa de enfermedades curables y donde muera gente por su propia condición de mortal o por cuestiones incurables pero bajo condiciones de dignidad y calidad. Un modelo que puede ser alcanzable en la medida que se busque el diálogo entre las instituciones de salud.

los adelantos científico-técnicos se han quedado cortos y esto tiene que ser aceptado por la humanidad. encerrarla en un hospital donde las condiciones y los métodos son muy sofisticados dista mucho de ser de calidad humana. ir más allá de una visita rápida o de tenerle todo lo necesario para que esté cómoda. implica relaciones cercanas humanitarias. Hasta hoy no se ha encontrado la fórmula que puede hacernos existir para siempre. los esfuerzos y ofrecimos encuentros y relaciones de calidad a lo largo de la vida. que lleve a identificarnos con los valores cristianos y nos posibilite alcanzar una relación de amor vivida en fraternidad. en su cuarto o en su cama. tales como el Internet. Si pretendemos mostrar solidaridad y misericordia frente a la persona enferma. Para quienes estamos en contra de la legalización de la eutanasia es porque creemos que la vida se nos ha dado para vivirla en toda su extensión. el sufrimiento propio y ajeno. Para quienes no estamos de acuerdo con la legalización de la eutanasia nos compromete a estar de cerca con las personas enfermas y ayudarlas a bien morir. les supone una convicción plena del sentido de la vida y una promoción amplia y comprometida con ella.Sí tendremos que buscar los medios que nos conduzcan a una humanización que nos capacite a ser profundamente humanas y cristianas. plasmadas de misericordia. Tenemos que asumir la muerte como parte de la vida. Urge el despertar de una nueva conciencia de responsabilidad ética frente al consumo de drogas. la verdad hace libre y favorece a vivir más frontalmente la situación. aquellas que nos esclavizan y nos hacen alejarnos y aislarnos de la convivencia humana. el trabajo excesivo que permite tener exceso de recursos para despilfarrar o consumir innecesariamente a costa de mejores relaciones familiares o sociales y llevan a la pérdida de salud. agonizante y clavada en su dolor y queremos lo mejor en su lecho de muerte es porque hemos compartido las alegrías. rodeada de sus pertenencias y familia. Por lo menos aquí en México y en algunos países latinoamericanos este debate no está . Es importante destacar el diálogo y la comunicación entre paciente y médico. Finalmente nos queda tener cuidado de las nuevas drogas que van surgiendo y que no precisamente son pastillas y polvitos. acompañamiento en su sufrimiento. asumiendo el dolor. sentir su corazón y estar ahí en el tránsito de la vida a la muerte. me parece que el problema de la eutanasia es un tema para ricos. por lo tanto tiene que ser integrada con naturalidad. El derecho a morir con dignidad conlleva un fuerte compromiso de permitir morir a la persona en un ambiente familiar. Para ambas posturas está dado el mismo criterio fundamental: la vida. Por otro lado. es algo inevitable. Conclusiones Eutanasia Para quienes hablan de la muerte y promueven la eutanasia como el derecho de morir con dignidad.

En suma. aún sin haber tenido disponibles tantos medios paliativos. es una muestra de deshumanización. social. que tienen un fuerte sentido a la vida por la capacidad de resistencia al dolor y al sufrimiento que lo que más quisieran es seguir viviendo para compartir. ¿cómo evitarla cuando ésta es favorecida por las familias empobrecidas que han encontrado un camino para sobrevivir vendiendo a sus propios hijos e hijas o que en la más desprotección les son arrebatados y llevados al primer mundo en un buen grado tecnificado y deshumanizado? Conclusiones suicidio El suicidio es un atentado contra la vida y generalmente se da por atentados previos sean de orden psicológico. el deterioro. La enfermedad y la muerte para esta gente es inevitable y en todos los sentidos difícil de sobrellevar. Urge una concientización social que favorezca a la donación de amor y ésta a su vez al transplante de órganos que llegue a más personas y ojalá en igualdad donde se vean favorecidas tanto personas pobres como ricas. Finalmente queda hacer frente a la comercialización de órganos. la solidaridad es parte de su condición de pobreza que la lleva a salir adelante. Como cristianas y cristianos sabemos que hay que arriesgar la propia vida para ganarla y cuando se da con un gesto de amor por el bien de otras personas que sufren por falta de salud. La disponibilidad del cuerpo propio es por un bien mayor. trabajar. espiritual. celebrar sus grandes fiestas. Conclusiones trasplantes Los avances técnicos biomédicos representan una posibilidad de esperanza para muchas personas en situación terminal al beneficiarse de los transplantes de órganos que les alargarían un poco más la vida. Pero también de que hemos aprendido a sentirnos carga para las demás personas y éstas a su vez no tienen tiempo de asumir una larga enfermedad. sin embargo.presente en las mayorías empobrecidas que están más preocupadas por encontrar el pan de cada día. Gran responsabilidad por el fenómeno del suicidio corresponde a la misma sociedad. Quienes hemos optado por la vida tenemos que estar atentas a los avances biomédicos y las nuevas técnicas que ofrecen para poder reflexionar y suscitar un encuentro interdisciplinar a favor de la vida humana. El suicidio asistido que se pretende legalizar en más países es quizá una muestra de la fragilidad humana ante el sufrimiento. . por solidaridad y socialidad en defensa de la vida. de falta de aceptación del dolor. estos avances pueden convertirse más que en uso en abuso y de ahí que tengan que ser regulados o legislados para no atentar con la vida de las personas. Urge integrar la investigación científica y la práctica biomédica con las exigencias de la ética. la limitación que son parte de la vida y que cuesta asumir. en cuanto ejerce o permite influencias que llevan a tal desenlace. En la escasez también se sabe morir. estamos dando testimonio de nuestra fe. sin embargo.

nadie más que él conoce el fondo de las personas que tuvieron que enfrentar esta situación. esperanzas. de criminales y justos. Esta pregunta queda resuelta de manera cristiana cuando afirmamos con convicción que la vida en gestación. de la sociedad. de cada persona. no matar el don y deseo de Dios que quiere que vivamos como hermanos y hermanas de manera digna y con calidad humana que nos haga sentirnos hijas e hijos del Creador que nos proporciona lo necesario para vivir como Él quiere. en la medida de lo posible en situaciones límite. Fundamentalmente tendremos que basarnos en el mandamiento “No matar” éste tendrá que aplicarse en toda la extensión de la palabra: no matar inocentes. con malformaciones y particularmente aquellos y aquellas que nacerán a causa de un hecho violento. cristianas dan pautas para la valoración ética del suicidio y aunque sea considerado como ilícito no tendría que ser condenatorio. El juicio sobre los suicidas sólo toca a Dios. Las distintas ciencias psicológicas. a la injusticia y una lucha comprometida por la vida de inocentes. . Así que tanto para quienes se atreven a defender la no legalización del aborto como para quienes están a favor de la despenalización es porque tienen una fuerte conciencia de ello. No estoy de acuerdo con el suicidio. que tendría que aplicarse. Ha sido un gesto muy sano por parte de la iglesia católica ofrecer cristiana sepultura a la gente suicida. y porque hay un fuerte compromiso social frente al dolor. esta idea tendría que ser erradicada. por el bien común. Pero. la vida de las mujeres y toda la vida humana es don de Dios creador y por tanto merece ser respetada y cuidada por unas y otros.El valor a la vida no debe caducar. por una concientización mayor sobre el valor de la vida. las distintas situaciones y realidades de las mujeres embarazadas y no juzgan ni condenan según criterios “moralistas”. morales. del amor. La libertad tiene que ir más allá de nuestros caprichos o deseos. aquella implica responsabilidad personal y social. también se plantea el derecho de la mujer a decidir sobre su cuerpo y sobre el nuevo ser. por otro lado. alguna vez se nos preguntará: Y tú ¿Qué has hecho con tu hermana con tu hermano? 4. no matar ilusiones. Reflexión ética Es evidente que la pregunta primordial que se plantea en toda discusión respecto al tema del aborto es si tiene o no derecho a la vida el nonato. no matar mujeres. sociales. por la búsqueda constante de darle sentido a la vida sea a la manera cristiana o a la manera secular pero buscando el bien mayor para todos y todas. aún contra la cultura de muerte ha de imponerse por el amor. aman y respetan profundamente toda la vida humana. de no-nacidos y nacidos. porque saben distinguir la diferencia. Por cada vida que se pierde todas y todos somos responsables. la solidaridad que se proyecte en una responsabilidad y corresponsabilidad para no estarnos matando poco a poco las unas a las otras. Es además un aliento y apoyo moral para los familiares que sufren y enfrentan estas tragedias. Sí decimos no a la muerte de los nuevos seres gestantes es porque antes ya hemos dicho no a la muerte de tantas vidas que ya caminan por los terrenos de Dios y hay una responsabilidad social que acogerá y ofrecerá calidad de vida a los nuevos y nuevas nacientes: bebés no deseados. sueños.

Es importante utilizarlas para cada caso en particular. no tendrá que ser recriminada ni excomulgada. -cabe decir que quienes generalmente legislan son. más aún. que es posible volver al trabajo de conjunto para hacer de esta sociedad una sociedad justa y solidaria donde se comparte a la manera de Jesús. Y mi no es a la cultura de muerte. más todavía sabiendo que no había mucho que ofrecerle al nuevo ser gestante y haberle evitado andar por las calles como o niña niño traído a la vida por su madre y abortado por la sociedad. a luchar para que menos vidas sean abortadas y lleguen a realizarse según el Plan de Dios. con una información precisa y veraz. creo que ninguna mujer se va a celebrar un aborto.Si decimos sí a la despenalización del aborto es porque ya hay una conciencia profunda del valor de la vida y se han puesto condiciones favorables para tantas mujeres sufrientes y en situación de muerte constante que les permitirá afrontar con el menos dolor posible la humillación. lo padece en silencio. escriben. por lo que servirán como parámetro para defender la vida en calidad. no para polemizar y dividir. condenan. dejar de pisotearnos. la depresión. proclaman amor y misericordia. toma la decisión para abortarla. es que las leyes se hagan para defender la vida y humanizarla. Más que abundar en el sí o en el no a la despenalización del aborto. en el entendido que aquí y en China la vida tiene el mismo valor. los sufrimientos. ojalá éstas trasciendan los intereses políticos y religiosos y favorezcan más al bien-estar-hacer social. Debido a dicha complejidad. valorando su vida y la vida naciente. de tratarnos como objeto. es preciso evitar la opinión generalizada que muchas veces tiene que ver con cuestiones políticas. éstas proclaman la vida para los no nacidos y para los nacidos. Antes de cualquier legislación están las exigencias evangélicas. en oración. la penalización social y legal. valorar el don preciado de Dios que es la vida. Mi deseo y creo que ha sido el querer de Dios. Las leyes son para beneficiar la convivencia y garantizar la vida de las personas. desafortunadamente. porque contarán con el apoyo económico para abortar en un lugar digno. es decir que esos niños y niñas gocen de una vida en abundancia. donde nos responsabilizamos unas y unos por los otros. aún cuando lo haya decidido. así que si en conciencia una mujer. pero sí mirada con misericordia y comprensión. devolvernos la dignidad tanto mujeres como varones. al asesinato de no nacidos y nacidos. se puede considerar que solamente está respondiendo a dicha conciencia. legislan y quizá ni hayan tenido esa experiencia. El aborto es una experiencia compleja que trasciende los sí y los no de quienes hablan. crear y recrear este mundo que tiende más a la cosificación. varones-. la culpa. la vida. Urge también devolvernos la esperanza de que es posible humanizarnos. psicológico para sanar la herida. a una vida de calidad y dignidad. pues. . no pretender generalizar o incluso globalizar. Mi sí es a la vida. La conciencia en la iglesia católica en todos los tiempos ha sido valorada. a juzgar. urge crear una conciencia social frente a la vida humana. los alimentos. la censura. a la violencia. con la libertad que Dios le da y en responsabilidad. a excomulgar y condenar a las mujeres que por distintos motivos han decidido abortar o asesinar a una vida inocente.