Los agujeros negros y la paradoja de la informaci´ on

¿Qu´ e ocurre con la informaci´ on contenida en la materia destruida por los agujeros negros? En su b´ usqueda de una respuesta, los f´ ısicos andan a tientas hacia una teor´ ıa cu´ antica de la gravedad Leonard Susskind En un lugar del espacio sideral el profesor Potaje ha saboteado la c´ apsula de tiempo de su archirrival, el profesor Boceras. Va en ella la u ´nica copia que hay de una f´ ormula matem´ atica de importancia vital, para que las generaciones futuras la empleen. Pero el diab´ olico plan que ha urdido Potaje de poner una bomba de hidr´ ogeno en la c´ apsula triunfa. ¡Pum! La f´ ormula desintegra en una nube de electrones, de nucleos, de fotones y de alg´ un que otro neutrino. Boceras se queda en blanco. No tiene apuntada la f´ ormula y no recuerda c´ omo obtenerla. En el juicio alega que el pecado de Potaje no tiene perd´ on: “Es irreversible lo que ha hecho este loco, ¡Vamos! El muy sinverg¨ uenza ha destruido mi f´ ormula y tiene que pagar. ¡Que le quiten la plaza!” “¡Pero qu´ e memez!”, dice con los nervios bien templados Potaje.“No se puede destruir la informaci´ on. Nunca. Es culpa de tu indolencia, Boceras. Es verdad que he liado un poco las cosas, pero lo u ´nico que tienes que hacer es ponerte manos a la obra, encontrar cada part´ ıcula de las cenizas e invertir su movimiento. Las leyes de la naturaleza son sim´ etricas con el tiempo; por tanto, si todo se invierte, tu est´ upida f´ ormula se recompondr´ a. Queda as´ ı demostrado, sin sombra de duda, que de ninguna manera es posible que haya destruido tu preciosa informaci´ on.” Potaje gana el juicio. La venganza de Boceras no es menos diab´ olica. Mientras Potaje est´ a fuera de la ciudad, le roban el ordenador y todos los discos, hasta los que tienen sus recetas de cocina. Para que sea segur´ ısimo que Potaje nunca m´ as gozar´ a de su famoso matelote d’anguilles, Boceras lanza el ordenador al espacio exterior, de cabeza a un agujero negro que hab´ ıa por los alrededores. En el juicio contra Boceras. Potaje est´ a fuera de s´ ı. “Esta vez has ido demasiado lejos, Boceras. No hay forma de recuperar mis ficheros. Est´ an dentro del agujero negro, y si voy all´ a para sacarlos no hay vuelta de hoja, me har´ a trizas. Has destruido la verdad la informaci´ on, y las pagar´ as”. 1. LA SUPERFICIE del agujero negro le parece a Boceras (en la nave espacial) una membrana esf´ erica (denominada horizonte). Boceras ve que Potaje, que cae dentro del agujero negro, va cada vez m´ as despacio y se aplana en el horizonte; seg´ un la teor´ ıa de cuerdas, le parecer´ a adem´ as que Potaje est´ a extendido por el horizonte entero. Boceras, que representa al observador externo, ve, pues, que la informaci´ on contenida en todo lo que cae dentro del agujero negro se detiene en la superficie. Pero Potaje se percibe a s´ ı mismo cayendo a trav´ es del horizonte hacia el centro del agujero negro, donde ser´ a triturado. Boceras salta del asiento. “¡Protesto se˜ nor´ ıa! Todo el mundo sabe que los agujeros negros acaban por evaporarse. Espere lo suficiente, que el agujero radiar´ a su masa entera y no quedar´ an sino los fotones y dem´ as part´ ıculas que haya emitido. Es verdad que quiz´ a hagan falta 1070 a˜ nos, pero son los principios los que cuentan. No hay ninguna diferencia en realidad con la bomba. Todo lo que Potaje tiene que hacer es invertir el derrotero de las part´ ıculas y su ordenador regresar´ a del agujero negro.” “¡No es as´ ı”, grita Potaje. “Esto es diferente. Mi receta se perdi´ o tras la frontera del agujero negro, su horizonte. Cuando algo lo cruza, no puede volver atr´ as sin superar la velocidad de la luz. Y Einstein nos ense˜ n´ o que no hay nada capaz de hacerlo. No hay 1

La estructura matem´ atica de la mec´ anica cu´ antica garantiza la conservaci´ on de la energ´ ıa y garantiza la revesibilidad. ¿qu´ e dice ustes? Suben al estrado de Stephen W. Es culpable. Boceras ha destruido realmente la informaci´ on. que proceden de fuera del horizonte. Pero siempre ser´ a posible reconstruir las configuraciones originales de las part´ ıculas a partir de los productos finales. Lo u ´nico que queda claro es que son incapaces de ponerse de acuerdo. No lo son Hawking y ’t Hooftn ni la controversia acerca de qu´ e le pasa a la informaci´ on que cae en un agujero negro. desaparece el orden original de los naipes. Cuando una part´ ıcula interacciona con otra.Hawking. El problema. En much´ ısimas situaciones la informaci´ on se trastoca y desde un punto de vista pr´ actico se pierde. es que si la informaci´ on se pierde de verdad. Si los agujeros negros infringiesen esta regla. Pero. sin la una se pierde la otra. de la Universidad de Utrecht.“ Se llama a declarar a otros veinte famosos f´ ısicos te´ oricos. la p´ erdida de informaci´ on en un agujero negro lleva a la generaci´ onde cantidades inmensas de energ´ ıa. Seg´ un Hawking. ”¿Qu´ e tiene usted que alegar¿‘ Boceras llama al profesor Gerard ’t Hooft. Por estas razones ’t Hooft y yo creemos que 2 . se˜ nala ’t Hooft. Como Thomas Banks. ”Creo que los agujeros negros no tienen por qu´ e conducir a una violaci´ on de las leyes aceptadas de la mec´ anica cu´ antica. y lo hace de una manera muy concreta: reversiblemente. se˜ nor´ ıa. si supi´ esemos con todo detalle c´ omo se arrojaron las cartas al aire podr´ ıamos reconstruir el orden original. es imposible recuperar la informaci´ on codificada en las propiedades de los ´ atomos que constituyen el objeto perdido. Si. con lo que se ver´ ıa amenazdo uno delos pilares de la f´ ısica. ”Hawking se equivoca“. personajes ficticios. No se puede socavar la reversibilidad microsc´ opica sin destruir la conservaci´ on de la energ´ ıa. puedan contener mis recetas perdidas. Ese es el principio de microrreversibilidad. Sin embargo.” Su se˜ nor´ ıa est´ a confuso. se echa al aire una baraja. ”Potaje tiene raz´ on. Albert Einstein expres´ o su rechazo de la mec´ anica cu´ antica con estas palabras: ”Dios no juega a los dados.forma de que los productos de la evaporaci´ on. por ejemplo. en principio. y cabe incluso que se desintegre en otras part´ ıculas. ha llamado la atenci´ on sobre una discrepancia. es que tiene que haber una forma de sortear el problema. Si fuese as´ ı. empieza ’t Hooft su declaraci´ on. Michael Peskin y yo mostramos en 1980 en la Universida de Stanford. la mec´ anica cu´ antica se viene abajo. sino que a veces los tira donde no se los puede ver“. claro est´ a. que los agujeros negros consumen informaci´ on. El problema recibe el nombre de paradoja de la informaci´ on. ni siquiera de la manera m´ as trastocada.“ Su se˜ nor´ ıa interpela al acusado. y se cumple siempre en las f´ ısicas cl´ asica y cu´ antica. Como la informaci´ on no puede escapar del horizonte una vez lo ha cruzado. la mec´ anic cu´ antica controla el comportamiento de las part´ ıculas. los agujeros negros son una nueva y fundamental fuente de irreversibilidad en la naturaleza. entre la mec´ anica cu´ antica y la teor´ ıa general de la relatividad. de la Universidad de Cambridge. en un agujero negro. puede que sea absorbida o reflejada. Como no ha pasado tal cosa. Pese a su c´ elebre indeterminaci´ on. La paradoja de la informaci´ on Boceras y Potaje son. Profesor Hawking. En cierta ocasi´ on. que puede ser muy grave. Si Hawking tuviese raz´ on. Cuando algo cae en un agujero negro no cabe esperar que vuelva afuera. el universo 31 se calentar´ ıa en una ´ ınfima fracci´ on de segundo hasta los 10 grados. La idea de Hawking. en mi art´ ıculo de 1976 mostr´ e que se viola en los agujeros negros. la energ´ ıa podr´ ıa crearse o destruirse. la teor´ ıa se nos ir´ ıa de las manos.“ Pero Hawking dice que ”Dios no s´ olo juega a los dados. “Necesitamos el testimonio de los expertos.

Pero. a la disposici´ on del mundo de fuera. y esos entresijos se regir´ ıan por la f´ ısica en energ´ ıas de Planck.en un volumen min´ usculo que las fuerzas gravitatorias sobrepujar´ ıan a todas las dem´ as. A ciencia cierta. como contar los ´ angeles que caben en la cabeza de un alfiler. La singularidad se halla rodeada por una superficie imaginaria. A las energ´ ıas que pueden adquirir hoy las part´ ıculas en los mayores aceleradores (unos 1012 electronvolt). es decir. y hasta teol´ ogica. A esas energ´ ıas se concentra en las colisiones frontales tanta masa en un volumen tan reducido que se forma un agujero negro. Suponga que Potaje. Pero en absoluto es as´ ı: las reglas futuras de la f´ ısica est´ an en juego. el horizonte. de una manera o de otra. los quarks y los neutrinos. Sobre el papel parece que la gu´ ıa para la construcci´ on de las futuras teor´ ıas de la f´ ısica deber´ ıamos buscarla en los aceleradores planckianos. si un luzio es arrastrado m´ as all´ a de esa l´ ınea. Similarmente. pero hay atisbos fundados. Pero si una part´ ıcula tuviera una ”energ´ ıa de Planck“ de unos 1028 electronvolt. pues . no son tan elementales: deben de tener en s´ ı lo suyo de maquinaria a´ un por descubrir. con su evaporaci´ on consiguiente. se concentrar´ ıa tanta energ´ ıa . Para un agujero negro de masa solar. No obstante. los fotones. nunca podr´ a volver corriente arriba. es esencial para desentra˜ nar la estructura u ´ltima de las part´ ıculas. Entonces. Par aun agujero negro cuya masa sea igual a la de una galaxia. Las part´ ıculas elementales tienen una serie de propiedades que nos hacen sospechar que. que est´ a rastreando cerca del agujero negro a ver si encuentra su ordenador. la teor´ ıa general de la relatividad no tendr´ ıa menos influencia que la mec´ anica cu´ antica. la atracci´ on gravitatoria entre ellas resulta despreciable. en definitivas cuentas. el horizonte queda a s´ olo un kil´ ometro: y si la masa es s´ olo la de una −13 monta˜ na peque˜ na. las propiedades que ya nos son sabidas de la materia podr´ ıan revelarnos c´ omo es la f´ ısica a la energ´ ıas de Planck. pero en la l´ ınea el pez no advierte nada especial. ay. cuya densidad en su interior viene a ser infinita. Discernir si los agujeros negros violan o no las reglas de la mec´ anica cu´ antica.o gravedad cu´ antica . podemos considerarlas el exterior y el interior del agujero negro. Si ´ el no est´ a muy cerca. 2. Tendr´ a la mayor probabilidad de 3 .tanta masa. pede que la part´ ıcula. Los procesos que ocurren dentro de un agujero negro no son sino ejemplos extremos de las interacciones entre part´ ıculas elementales. dispara una part´ ıcula en direcci´ on contraria al centro. el horizonte est´ a a 1011 kil´ ometros del centro (como los confines m´ as remotos de nuestro sistema solar). Nace un agujero negro cuando se juntan tanta masa o tanta energ´ ıa en un voumen peque˜ no que las fuerzas gravitatorias dejan peque˜ na a todas las otras y no hay nada que no se derrumbe bajo su propio peso. EL HORIZONTE INVISIBLE se representa en esta analog´ ıa como una l´ ınea en un r´ ıo. Reconoceremos la correcta convergencia de la relatividad general y la f´ ısica cu´ antica . ha llegado a la conclusi´ on de que tendr´ ıan que ser tan grandes como el universo conocido entero. La materia se comprime hasta ocupar una regi´ on inimaginablemente peque˜ na o singularidad.la informaci´ on que cae en un agujero negro est´ a. sabemos muy poco de las colisiones allende la escala de Planck. estar´ a condenado a destrozarse en la catarata. pero sin haber advertido nada especial en el horizonte. A su izquierda el agua corre m´ as deprisa que la velocidad a la que un ”luzio“ puede nadar. Hay f´ ısicos a los que les parece que la cuesti´ on de qu´ e pasa en un agujero negro es acad´ emica. Dejaremos aparte la singularidad.por su capacidad de explicar las propiedades mensurables de los electrones. de la Universidad de Tel Aviv. Shmuel Nussinov. a 10 cent´ ımetros. supere la atracci´ on gravitatoria del agujero negro y se aleje. un rayo de luz o una persona que est´ en dentro del horizonte no podr´ an retroceder. m´ as o menos el tama˜ no de un prot´ on El horizonte divide el espacio en dos regiones. el objeto caer´ a sin remedio en la singularidad que hay en el centro del agujero negro. siempre que lleve una gran velocidad. En las colisiones resultantes.

Pero. cada una ver´ a que el reloj de la otra se retrasa: adem´ as. act´ ua de una manera peculiar. Unruh. sirve para explicar la importancia del horizonte. no siente nada especial ni fuerzas vigorosas. En realidad. El Potaje que Boceras esp´ ıa con su c´ amara es extra˜ namente let´ argico: observa que mientras cae le ense˜ na el pu˜ no cerrado. Para no peerderlo de vista.escapar si la velocidad es m´ axima. si dos personas se mueven deprisa la una respecto de la otra. Pero Boceras ve que Potaje. de la Universidad de la Columbia Brit´ anica. Pero hay un punto donde el r´ ıo corre a la velocidad m´ axima a la que pueden nadar. Ninguna part´ ıcula o se˜ nal del tipo que sea lo cruzar´ an de adentro afuera. dentro del propio horizonte. El horizonte es el lugar donde est´ a el signo (virtual) que advierte: punto sin retorno. Con respecto al observador de fuera. Para nuestro f´ ısico de ficci´ on. cuando llegue a la singularidad. 4 . la fuerza gravitatoria ser´ a tan potente. ha tendido hasta el horizonte un cable con una c´ amara de video y otros instrumentosde sondeo. para el luzio. si es la de la luz. Aunque Potaje cae horizonte adentro. 3. que. Est´ a claro que ninguno que se deje arrastrar m´ as all´ a podr´ a jam´ as retroceder. fuera del horizonte y a seguro. no s´ olo le parecer´ a que Potaje procede con lentitud creciente. Entre los peces que lo pueblan los m´ as r´ apidos son los ”luzios“. adem´ as. pero le parece que sus movimientos son cada vez m´ as lentos hasta detnerse. el cono de luz se inclina. Pero si Potaje est´ a demasiado cerca de la singularidad. un reloj que est´ e cerca de un objeto de gran masa ir´ a m´ as despacio comparado con otro que est´ e en el espacio vac´ ıo. Feura del horizonte los conos apuntan hacia arriba. el agujero negro consiste en un inmenso vertedero de materia aplanada situado en su horizonte. No hay corrientes u ondas de choque que le adviertan de que lo ha cruzado. es decir. Boceras nunca ver´ a que llegue all´ ı del todo. hasta la que originalmente lo cre´ o y observarla aplanada de esa misma forma y congelada en el horizonte. En el horizonte Una analog´ ıa. a cada una le parecer´ a que la otra se aplana en su sentido de movimiento. a medida que cae hacia el agujero negro. ¿Qu´ e le pasa a Potaje. que hasta un rayo de luz ser´ a tragado. y la luz no puede sino caer en el centro del agujero negro. LOS CONOS DE LUZ describen la trayectoria espacio-temporal que siguen los rayos luminosos emitidos desde un punto. Se toma el pulso con su reloj de pulsera: es normal: la respiraci´ on: normal. al que observa. sino tambi´ en que su cuerpo se aplasta hasta convertirse en una fina capa: Einstein ense˜ n´ o. ni sacudidas violentas ni luces de aviso. Para Boceras. pasar por el punto sin retorno no es un suceso discernible. donde fuerzas brutales lo machacar´ an. es decir. aumenta y se aproxima a la de la luz. toda esa materia sufre una demora temporal relativista. Einstein hall´ o que. Imag´ ınese un r´ ıo que corriente abajo fuese cada vez m´ as deprisa. hacia delante en el tiempo. uno de los pioneros de la mec´ anica cu´ antica de los agujeros negros. que no sospecha nada. si dos personas se mueven velozmente la una con respecto a la otra. Pero Potaje no ver´ a nada ins´ olito hasta mucho m´ as tarde. Sin embargo. La velocidad de Potaje. que en un descuido se ha acercado demasiado al horizonte del agujero negro? Como el pez que se deja llevar por la corriente. inspirada por William G. que se hallan curso abajo.el ordenador de potaje incluido -. el horizonte es como cualquier otro sitio. Y Boceras deber´ ıa ver algo a´ un m´ as extra˜ no: deber´ ıa ver toda la materia que haya ca´ ıdo alguna vez en el agujero negro . estar´ a condenado a estrellarse en las rocas del fondo de las Cataratas de la Singularidad. desde una nave espacial.

desarrollada por Hawking. la de si hay o no un ´ atomo en ´ el: la red consta en total de N bits as´ ı y puede contener N unidades de informaci´ on. Al final. Se le deben importantes aportaciones a la f´ ısica de las part´ ıculas elementales. Lejos del horizonte observa que la temperatura es inversamente proporcional a la masa del agujero negro. un desorden intr´ ınseco. Viene a ser igual a N . Como los dem´ as cuerpos calientes. uno de los creadores de la teor´ ıa de cuerdas. como consecuencia de la mec´ anica cu´ antica. Y deber´ a ser muy especial para que Potaje lo ignore por completo al atravesar el horizonte. mucho m´ as fr´ ıa que el espacio intergal´ actico. El horizonte es una capa de material caliente de alg´ un tipo. esta ”temperatura de Hawking“ es de unos 10−8 grados.A un cent´ ımetro de distancia. Sus estudios actuales sobre la gravitaci´ on le han llevado a sugerir que la informaci´ on podr´ ıa comprimirse en una dimensi´ on menor. lo conocen los relativistas desde hace a˜ nos. Todo esto. 10. Si la masa del agujero negro es como la del Sol. en los u ´ltimos tiempos. la teor´ ıa de los agujeros negros. Unruh y Jacob D. Por cada nodo hay dos opciones y N maneras de combinarlas. Piense en una red cristalina con N nodos. La f´ ormula precisa. la cosmolog´ ıa y. la entrop´ ıa. como la conductividad el´ ectrica y la viscosidad. la teor´ ıa cu´ antica de campos. La temperatura del horizonte depende justo de donde se mida.000 millones de grados.en concreto su horizonte . ense˜ na en la Universidad de Stanford desde 1978. a s´ olo un di´ ametro nuclear. Por tanto. un agujero negro tiene que radiar energ´ ıa y part´ ıculas hacia el espacio circundante. un agujero negro . adem´ as. marcar´ a alrededor de una mil´ esima de grado. tendr´ a que ser sumamente peque˜ no y estar densamente distribuido: sus dimensiones lineales habr´ an de medir s´ olo un 1/1020 del tama˜ no de un prot´ on. La verdadera controversia nace cuando. predice una entrop´ ıa de 3. Cada uno puede albergar un ´ atomo o ninguno. siguiendo a Hawking. por peculiar que sea. Pero esa radiaci´ on hace que el agujero pierda energia y masa. y a esto ´ el lo llama universo hologr´ afico. Bekenstein. Sea cual sea el sistema f´ ısico que lleve en el horizonte los bits de informaci´ on. el mismo n´ umero que cuantifica la capacidad que el sistema tiene de portar informaci´ on. nos preguntamos por el destino de la informaci´ on que cay´ o en el agujero negro durante su formaci´ on y despu´ es. cada nodo lleva un ”bit“de informaci´ on. Los objetos calientes poseen.Los te´ oricos de los agujeros negros han descubierto a lo largo de los a˜ nos que sus propiedades pueden describirse desde fuera mediante una membrana matem´ atica definida sobre el horizonte. Se halla ´ esta relacioada con la cantidad de informaci´ on que puede portar un sistema. En el transcurso del tiempo un agujero negro aislado radiar´ a toda su masa hasta extinguirse. en consecuencia. Bekenstein hall´ o que la entrop´ ıa de un agujero negro era proporcional al ´ area de su horizonte. ser´ a tan grande que ning´ un term´ ometro imaginable podr´ ıa medirla. de la Universidad Hebrea de Israel. El descubrimiento de la entrop´ ıa y dem´ as propiedades t´ ermicas de los agujeros negros condujo a Hawking a una conclusi´ on muy interesante. Esta capa tiene muchas propiedades f´ ısicas.se comporta como si contuviese calor. el sistema total puede estar en cualquiera de 1N estados (cada uno de los cuales corresponde a un patr´ on de ´ atomos distinto). 2×1064 por cent´ ımetro cuadrado de ´ area de horizonte. La m´ as sorprendente de sus propiedades quiz´ a sea la que a principios de los a˜ nos setenta propusieron Hawking. Suponga que una de las sondas que Boceras ha conectado a su cable es un term´ ometro. LEONARD SUSSKIND. La entrop´ ıa (o desorden) se define coo el logaritmo del n´ umero de estados posibles. En par5 . La radiaci´ on procede de la regi´ on del horizonte y no viola la regla de que nada puede salir de sus dominios. Hallaron que. Pero a medida que el term´ ometro de Boceras se acerque al horizonte ir´ a registrando temperaturas mayores.

Aqu´ ı vendr´ a bien otra comparaci´ on. que sigui´ o a su ordenador hasta el interior del agujero negro. insistir´ ıa en que su contenido traspas´ o el horizonte. Suponga que Boceras. La complementariedad de los agujeeros negros es un nuevo principio de relatividad.si bien muy trastocada . sino a una diminuta goma el´ astica que puede vibrar de muchos modos. En la obra de ’t Hooft se encuentran ideas muy parecidas. El modo fundamental es el de menor frecuencia. pero una candidata. no percibe tales cambios. pronto. cuando se topa con la singularidad? La idea de que estos ´ ordenes de cosas no son contradictorios. Pasa m´ as tiempo y aparecen los quarks que constituyen esas part´ ıculas. en cierto sentido. los sucesos ocurren en localizaciones espacio-temporales definidas. y as´ ı crecer´ a a´ un m´ as el tama˜ no aparente del p´ ajaro. observa la ca´ ıda de un ´ atomo hacia el horizonte. cuyo cable lleva adem´ as un poderoso microscopio. que le perd´ ıa la pista. Pero si se toma una fotograf´ ıa con una velocidad de obturaci´ on muy alta s´ ı se ven. con el nombre de principio de complementariedad de los agujeros negros. Suponga ahora que las alas tienen unas plumas que se agitan m´ as deprisa todav´ ıa. donde se perdi´ o para el mundo exterior. Hay infinitos modos. Seg´ un esta teor´ ıa una part´ ıcula elemental no se parece a un punto. Un poco despu´ es los electornes se congelan. La complementariedad de los agujeros negros ¿Es posible que. Creo que se desintegr´ o. En virtud de la teor´ ıa especial de la relatividad. por John Uglumy por m´ ı mismo en Stanford. destaca: la teor´ ıa de cuerdas. tanto Potaje como Boceras tengan raz´ on? ¿Es posible que las observaciones de Boceras sean. la m´ as prometedora. La coherencia de la mec´ anica cu´ antica exige que esa energ´ ıa de evaporaci´ on lleve adem´ as consigo toda la informaci´ on del ordenador. el argumento de Hawking. aunque los distintos observadores disccrepen acerca de las longitudes de los intervalos de tiempo y espacio. que forman una mancha borrosa. Los electrones de la nube se mueven tan deprisa. y el p´ ajaro parece mayor. Boceras 6 . No hay todav´ ıa una teor´ ıa definitiva de esta maquinaria. ser´ an visibles. por L´ arus Thorlacius. Pero a medida que se acerca al agujero negro parece que los movimientos internos del ´ atomo se fenan y los electrones se vuelven visibles. para radiarse de nuevohaci el espacio antes de llegar al horizonte. que su estructura a´ un est´ a oscura.ticular. ´ ese es. Si un colibr´ ı cae en el agujero negro. pero no llegu´ e a ver que lo atravesase. su energ´ ıa y su masa retornaron luego en forma de radiaci´ on t´ ermica. en efecto coherentes con la hip´ otesis de que Potaje y su ordenador se han termalizado. fue adelantada. aun cuando Potaje no descubra nada ins´ olito hasta mucho despu´ es. en muy pocas palabras. cada uno de los cuales corresponde a una part´ ıcula elemental diferente.) Muchos f´ ısicos creen que las part´ ıculas elementales est´ an hechas de constituyentes a´ un menores.“ Esta es la posici´ on que ’t Hooft y yo adoptamos. Boceras podr´ ıa plantear el punto de vista contrario: ”Vi que el ordenador ca´ ıa hacia el horizonte. La complementariedad de los agujeros negros prescinde hasta de eso. y los protones y neutrones empiezan a dejarse ver.o se pierde para siempre tras el horizonte? Potaje. viene luego los arm´ onicos superiores. que cae con el ´ aotmo. Boceras ir´ a viendo c´ omo sus alas toman forma a medida que el ave se acerca al horizonte y da la impresi´ on de que la vibraci´ on se detiene: le parecer´ a que crece. La temperatura y la radiaci´ on adquirieron tal intensidad. ¿la devuelven afuera los productos de evaporaci´ on . sino complementarios. No se pueden ver las alas de un colibr´ ı cernido porque las bate demasiado deprisa. Tambi´ en ellas. (Potaje. Los protones y los neutrones del n´ ucleo siguen movi´ endose tan deprisa. La manera en que este principio entra de verdad en juego queda m´ as clara si se aplica a la estructura de las part´ ıculas elementales. Al principio lo ve como un n´ ucleo rodeado por una nube de carga negativa. superpuestos unos sobre otros.

En un intervalo temporal bastante breve. Las cuerdas. La descripci´ on de la evoluci´ on de un agujero negro. La informaci´ on. nuevos y apasionantes. Las cuerdas son lo bastante peque˜ nas para codificar toda la informaci´ on que jam´ as haya ca´ ıdo dentro del agujero negro y ofrecen una manera de sortear la paradoja de la informaci´ on. Ashoke Sen. Los estudios matem´ aticos efectuados en Stanford por Amanda Peet. ya que. Cumrun Vafa de la de Harvard 7 . por el contrario. Teor´ ıa de cuerdas Parece pues. 1/1020 veces el tama˜ no de un prot´ on. resuelta en una gigantesca mara˜ na de cuerdas. Pero. la cuerda y toda la informaci´ on que lleve se extienden por el horizonte entero. Cada cuerda elemental se extiende y se superpone a las dem´ as hasta que una densa mara˜ na cubre el horizonte. trasciende las posibilidades de las t´ ecnicas con las que cuentan los te´ oricos de cuerdas hoy en d´ ıa. de cuerdas. no cay´ o en realidad nunca en el agujero negro: se detuvo en el horizonte y fue luego radiada afuera de nuevo. mostr´ o en 1995 que. desde el principio hasta el final. que cae con ´ el. en u ´ltima instancia. Esta coincidencia fue el primer respaldo s´ olido que recibi´ o la idea seg´ un la cual los agujeros negros son compatibles con las cuerdas mecano-cu´ anticas. Thorlacius. o tienen (te´ oricamente) carga magn´ etica. para ciertos agujeros negros extremales con carga el´ ectrica. Cada min´ usculo segmento de cuerda con sus 10−33 cent´ ımetros de di´ ametro. Pero algunos resultados. Los agujeros negros carentes de carga el´ ectrica se evaporan hasta que se radia toda su masa: los que s´ ı la tienen. por lo que se refiere a un observador exterior. para nosotros -. Al objeto estable que queda se le llama agujero negro extremal. Andrew Strominger.ver´ a que el colibr´ ı se agranda sin cesar. de la Universidad de California en Santa B´ arbara. no ve tan extra˜ no crecimiento. Pero Potaje. 4. pues ofrecen un medio para que la superficie del agujero negro pueda contener la inmensa cantidad de informaci´ on que cae en ´ el durante y tras su nacimiento. lo mismo que si la estuviesen bombardeando las part´ ıculas y la radiaci´ on de un entorno muy caliente. La teor´ ıa de cuerdas ofrece una realizaci´ on concreta de la complementariedad de los agujeros negros y con ello una v´ ıa que sortea la paradoja de la informaci´ on. La cuerda se extiende y crece. Los agujeros negros que mejor admiten una horma matem´ atica son los ”extremales“. Siguiendo unas sugerencias m´ ıas previas. CASCADA DE VIBRACIONES de una cuerda. Una cuerda es un objeto peque˜ n´ ısimo. Pero los agujeros negros de Sen eran microsc´ opicos. van d´ andoles cuerpo matem´ atico a estas ideas imaginativas. Como las alas del colibr´ ı. hacerlo: su evaporaci´ on cesa cuando la atracci´ on gravitatoria se hace igual a la repulsi´ on electrost´ atica o magnetost´ atica de lo que tengan dentro. sus vibraciones se tornan m´ as lentas y van dej´ andose ver con nitidez creciente. Arthur Mezhlumian y el autor han desentra˜ nado el comportamiento de la cuerda a medida que sus modos superiores se congelan. seg´ un la teor´ ıa de cuerdas. hace las eces de un bit.es decir. M´ as recientemente. al parecer los bits del horizonte son segmentos diminutos de cuerda. todo est´ a hecho. Este cuadro vale para toda materia que caiga en un agujero negro. Para los observadores exteriores . a medida que va cayendo en el agujero negro. las oscilaciones de la cuerda suelen ser demasiado r´ apidas para que se las detecte. que el horizonte est´ a hecho de toda la sustancia del agujero negro. la informaci´ on no se pierde nunca. el n´ umero de bits predicho pro la teor´ ıa de cuerdas explica exactamente la entrop´ ıa tal y como la mide el ´ are del horizonte. Se va haciendo m´ as lenta y se vuelve visible si cae en un agujero negro. no pueden. del Instituto Tata de Investigaciones Fundamentales. Y lo que reviste mayor inter´ es.

Parece que. es probable que Boceras tenga raz´ on al fin y al cabo: el mundo no ha perdido para siempre la receta del matelote d’anguilles. La paradoja de la informaci´ on. estas dos grandes corrientes de la f´ ısica se est´ an fundiendo en una teor´ ıa cu´ antica de la gravedad basada en la teor´ ıa de cuerdas. que por lo que se ve est´ a muy en v´ ıas de resolverse. Los te´ oricos encontrron tambi´ en una concordancia completa. resultar´ a ser. Wadia del Tata tambi´ en. The Illustrated A Brief History of Time. W. las cuerdas cu´ anticas explican el espectro de la radiaci´ on a partir de un agujero negro excitado. Madhusree Mukerjee en Investigaci´ on y Ciencia. generalizaron este an´ alisis a los agujeros negros que tienen carga tanto el´ ectrica como magn´ etica. creo. con toda probabilidad. Norton 1994. estudiaron el proceso por el que un agujero negro extremal que tenga cierto exceso de energ´ ıa o de masa radia sus michelines.y unpoco despu´ es. allan y Juan Maldacena. estos nuevos pueden ser lo bastante grandes para que Potaje caiga en ellos inc´ olume. Kip S. Gautam Mandal y Spenta R. A diferencia de los peque˜ n´ ısimos agujeros de Sen. 70-77. de la Universidad de Princeton. del Tata con Samir Mathur del Instituto de Tecnolog´ ıa de Massachusetts y Avinash Dhar. Curtis G. Hawking Bantam Books 1996. coherente con la teor´ ıa de la gravitaci´ on. Thorne W. ha desempe˜ nado un papel extraordinario en esta revoluci´ on en marcha de la f´ ısica. La mec´ anica cu´ antica. Bibliograf´ ıa Complementaria Black Holes and Time Warps: Einstein’s Outrageous Legacy. Y aunque Potaje nunca lo admitir´ ıa. Das. lo mismo que la mec´ anica cu´ antica describe la radiaci´ on de un ´ atomo indicando que un electr´ on salta de un estado ”excitado“ de energ´ ıa superior a un estado ”fundamental“ de energ´ ıa menor. La teor´ ıa de cuerdas explic´ o completamente la radiaci´ on de Hawking que se produc´ ıa. Debemos a dos grupos un nuevo c´ alculo m´ as apasionante a´ un de la radiaci´ on de Hawking: Sumit R. Explicaci´ on de todo. Stephen W. marzo de 1996. p´ ags. 8 .

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful