ELPAIS.

es para todos, pero más para quien paga Por Pablo Mancini y Marcelo de la Torre “Te necesito como a luz del sol Tus ojos el abismo Donde muere mi razón”

Letra de AMARAL El dúo español formado por Eva Amaral y Juan Aguirre

ELPAIS.es para todos http://www.cincodias.es/articulo.html?d_date=20050603&xref=20050603cdscdsemp_1&t ype=Tes&anchor=cdsemp Así tituló en su portada electrónica el diario español El Pais.es, ahora nosotros sugerimos que El País.es utilice como cortina la letra de Amaral, ya que cada día que pasa está más claro cuanto NOS necesitan, es por esto más que por ninguna otra razón, que los contenidos de EL PAIS.es vuelven a ser parcialmente gratuitos. La noticia se enmarca en el debate sobre cómo los grandes y tradicionales medios de comunicación se paran en un presente social reticular de soporte digital y se proyectan en posición defensiva a un futuro impensable. Carente de concepciones más amplias y profundas toman instrumentalmente nuestra contemporánea cibercultura como un paso más en su antigua evolución. No perciben ni un instante que la transformación y el dinamismo de esta cibercultura, tan nutrida de tecnologías y pensamiento, inteligencia e información, redes y conocimiento, son sus estructura, su esqueleto y su diseño, son el suelo de una nueva arquitectura social emergente y su modo distribuido su política. A veces las conexiones de sentidos en paralelos son tan transferenciales que no nos podemos privar de parafrasear la filosofía política que anida en el Contrato Social del genial J.J.Rousseau: «El primero que, cercando una idea, dijo que aquello era suyo y encontró gentes bastante simples como para creerle, fue el verdadero fundador del oligopolio periodístico. Qué de crímenes, de guerras, de asesinatos de miserias y horrores nos hubiese ahorrado al género humano aquél que, derribando los peajes o rellenando de nodos las ideas, hubiese gritado a sus semejantes; guardaos de escuchar a este impostor, ya que la información no es de nadie» Esta nota no deja de ser una construcción a más de una voz… El Pais.es había decidido en noviembre de 2002 comenzar a cobrar por sus contenidos. Sólo su sección de opinión siguió siendo gratuita. Actualmente cuenta con más de 45.000 suscriptores de pago. Sin embargo ahora cambia de estrategia comercial: ofrece una extenso abanico de contenidos gratuitos, disponibles para todos los lectores, y una mejora del servicio de pago. Además lanzó en impresionante sitio multimedia con información general para jóvenes, producido aprovechando eficazmente nuevas tecnologías: http://www.elpais3.com/ EP3 (papel,internet y móvil) “un nuevo concepto de publicación multimedia, con contenidos para papel, Internet y móviles, que responde a las demandas de los más jóvenes”. Algunos medios difundieron y analizaron este cambio de El Pais.es en términos de periodismo digital, pero para pensar mejor tenemos que afinar la discusión. No se trata del “periodismo digital”, sino de los grandes medios que se encuentran en un escenario nuevo y que de alguna forma tienen reubicarse en la ecología de la información periodística actual. Hasta hace una década estos medios que ahora se vuelven digitales eran parte del oligopolio periodístico del planeta. Un par de empresas periodísticas por país controlaban los flujos de información. Con el crecimiento de la Red ese oligopolio comenzó a tambalear, no sólo económicamente sino sobre todo desde el punto de vista cultural y desde los hábitos informacionales de las nuevas audiencias. A partir de la web comprendimos que podíamos tener otras fuentes de información, y además, lo más importante, cualquiera de nosotros podemos ser fuentes o incluso montar nuestro propio medio. La Enciclopedia de la Real Academia Española define "resiliencia" como "la resistencia de un cuerpo a la rotura por golpe" http://www.tsred.org/modules.php?name=News&file=article&sid=30

Este concepto de Resiliencia http://www.ilhn.com/datos/teoricos/archives/003078.php [cuantos enlaces puedo sacar sin afectar la integridad de la red] en tanto propiedad salientes de las redes otorga una riqueza diagnóstica y análítica de las transformaciones en las redes de conocimiento y su impacto en la gestión de las ideas, al tiempo que destaca el valor de las propiedades emergentes de las redes sociales dotadas ahora de unespacio abierto en lo profundo de la web. Ya no hace falta contestar impotentemente la afrenta, no es necesario desmentir a los grandes medios de comunicación cuando [creciente y reiteradamente en estos tiempos] faltan a la verdad. Su reduccinismo acusatorio de ausencia de rigor, la imputación de falta de credibilidad en la interacción de las redes, la insinuación de contrainformación que ocultaría intereses subalternos, el endilgamiento de inexactitud ‘profesional’ o la mera denuncia de ‘ensayos alternativistas’ no puede tapar a la web dinámica, a sus potentes usos [entre otros el del periodismo digital] que ostentan las redes sociales que la nutren. Los medios digitales, es decir, los wikis, los weblogs, los confidenciales, los boletines y las listas, montamos un sistema simbólico propio, que fomenta el intercambio y la colaboración. Para muestra dos hechos recientes que involucran a los desilachado, decadente Medios de Prensa del ámbito nacional: 1. la investigación hecha por nosotros sobre La ley espía http://www.dialogica.com.ar/archives/002622.php y su fraudulenta apropiación por parte de la periodista de pagina /12 Mariana Carbajal carente de ‘profesionalismo’ y; 2. el brillante trabajo de Christian Schwarz en su blog The Tilcarallajta Herald! Quién publicó el pasado martes 31 de mayo de 2005 Obsrvatorios de Norte de Chile a la espera impacto de misil sobre cometa http://tilcarallajta.blogspot.com/2005/05/observatorios-del-norte-de-chile-la.html Y Clarín, el viernes 3 de junio de 2005 publica un artículo sin firma ‘Una sonda lanzada desde la NASA chocará con un cometa’ http://www.clarin.com/diario/2005/06/03/um/m-988676.htm Ante este panorama, algunos medios se quedan estupefactos y creen que deben hacer algo con los bloggers. http://lanacion.com.ar/edicionimpresa/cultura/nota.asp?nota_id=708742 Pero esa es una discusión falsa. Porque en realidad el verdadero desafío de los grandes medios consiste, en reencantar a las audiencias, en dar respuestas a la desprivatización de la mente, como ya dijimos, imaginar cómo reubicar al medio en una ecología de las ideas que viven mundos masivamente paralelos en permanente evolución pero sobre todo en constante descentralización y desjerarquización. Esto no implica que los grandes medios van a sucumbir ante la llegada de los medios digitales sino que esa convivencia implica adaptación y convergencia con las nuevas emergencias. Esa adaptación no debe darse sólo en el terreno económico y de las finanzas. Esto nos debe ayudar a comprender que el mundo ha devenido pequeño – pequeño, casi plano… (“The World Is Flat: A Brief History of the Twenty-first

Century” http://www.amazon.com/exec/obidos/tg/detail/-/0374292884/102-34787288506569?v=glance by Thomas L. Friedman Ver el resumen del propio autor en el New York Time http://www.freerepublic.com/focus/f-news/1378440/posts ). Alfonso Cornella
siguiendo a Friedman (Ver link a infonomía no está funcionando ahora…está de publico una parte de esta reseña) recientemente nos ponía sobre aviso al reseñar esta obra que aún no se encuentra editada al castellano advirtiendo “que estamos en una tercera ola histórica de la globalización, de una primera protagonizada por países (1492-1800), a una segunada llevada a cabo por las empresas (1800-2000), básicamente las garandes, a la tercera y actual protagonizada por individuos y grupos… donde los protagonistas del cambio son millones de “pequeñas células” más que de “grandes cuerpos”. “Para no sucumbir hay que entender el mundo al que vamos”. Ante la proliferación de alternativas periodísticas, de canales de información emergentes, de –simplemente – personas que desde nuestros blogs contamos lo que pasa, sobre lo que nos anoticiamos y creemos que vale la pena hablar sin compromisos con la objetividad ni los anunciantes, los gigantes de la información empiezan a reaccionar. Y a veces piensan la red y las nuevas tecnologías con categorías nuevas o de

experimentación y en otros casos salen con la estirpe más rancia del mercado. Escribía esta semana José Claudio Escribano desde el El Foro Mundial de Editores: <<el Sun de Londres, que no se arredra por los escándalos, puso on line fotos de Saddam Hussein en prisión, en calzoncillos. "¿Quieren ver más"?, preguntó The Sun a los cibernautas. "Compren el diario", instruyó invirtiendo los términos habituales en el negocio, pero seguro de que haría ganancias.>> http://buscador.lanacion.com.ar/Nota.asp?nota_id=708978&high=sun Más allá de patéticas anécdotas como esas, los gigantes de la información están tomando dos caminos, y todos creen que el que toman los lleva al futuro. No se equivocan. Pero no se preguntan lo decisivo. ¿En qué condiciones llegaremos? El Pais.es con esta nueva estrategia apuesta por la receta de The New York Times. El Times tuvo buenos beneficios http://www.verticalpublishing.com/content.asp?id=123 apostando a la mayor parte de sus contenidos abiertos durante una semana y cobrando el acceso al archivo. Sin embargo a partir de septiembre parte de sus contenidos, que sólo podrán leerse pagando una suscripción anual, pese a que los lectores por Internet han sobrepasado a los lectores en papel. http://dialogica.com.ar/periodismo/archives/2005/05/contenidos_de_p.html El otro camino es el que acaba de tomar la BBC, que ha optado por la apertura completa. No sólo sus contenidos son grauitos sino tambien abiertos. La BBC registrado sus archivos con una licencia de tipo 'copyleft' http://creativearchive.bbc.co.uk para que cualquiera pueda utilizarlos, y acaba de lanzar un servicio llamado BBC Backstage, http://backstage.bbc.co.uk que ofrece una plataforma estándar de acceso a toda la producción de la BBC, en buena parte de sus idiomas, para que cualquier pueda programarse el servicio de noticias que desee. El tema tiene mas de una aristas , así ‘El País.es para todos’ resulta un slogan que el marketing fácil promueve como síntesis pero que revela más contradicciones que las que creyó reglar en su consigna. Nos permite por ejemplo hablar también de cómo la Argentina es de todos, mostrar filosamente la verdad de nuestros medios locales, y solo a modo de una ejemplo, ya que las contradicciones de la Argentina se arraciman y amontonan de a cientos, entre nos, los lobyes de los grupos mediáticos oligopólicos tan tapado de compromisos ‘no pueden ver que no ven’, su ceguera les impide aceptar que necesitan más lectores y menos negocios, …como la canción de Amaral. La fase del PAGO de las versiones en línea de la prensa nacional quedó en el vértigo de nuestra evolución social como ilusionada especulación de los años en los que entrábamos por la ventana en el primer mundo [sin entrada… colados, ricos por un golpe de suerte]. Nuestra ontología argentina cada vez más interactiva, cableada con lo que venga y esté a la mano, toma diversas fuentes, cruza información, genera instantánea y espontáneamente enlaces de sentido, chequea con otros… y esto todo el tiempo… horariamente, su dinamismo es sorprendente para quién quiera mirarlo, basta mencionar a los ciber que pululan virósicamente en toda nuestra geografía, cualquier charla de café o la interacción entre los hombres y mujeres de a pie en todo momento, son un ejemplo indubitable de que la producción de SENTIDO que se hallaba ‘mejor guardada’ en las bodegas ha emergido a la cubierta, a fuerza de crisis reiteradas y vaciamiento del sentido social a manos, obviamente de personeros, que expropiaron creaciones talvez en otros tiempos valiosas. Las redes que la trama social argentina teje hace tiempo que habitan la diversidad, la deslocalización, su nomadismo genera y arrastra a los ciudadanos rezagados… una verdadera multitud se ha puesto en marcha. Las instituciones de nuestro pobre país se desliza irremediablemente, de su ya extrema debilidad causada por falta siquiera de algún minoritario consenso, a su definitiva inanición [son muertos que caminan], ante legislaciones laborales que provocan carcajadas, frente a maliciosas manipulaciones de todo tipo, nuestra sociedad ha desarrollado una poderosísima Resiliencia ‘como interacción con los otro’, somos
una sociedad red mucho más madura para el cambio y la innovación de lo que nuestros dirigentes pueden siquiera sospechar… a los ‘poderes de viejo cuño’ les colapsan y estallan en sus manos los controles, los de mercado y los del miedo… a cada momento; nuestra sociedad avanza en la búsqueda de un horizonte en que el mérito de la verdad sea ante todo lo que otorgue valor a las cosas.