You are on page 1of 75

.3

AnTonIO aU5GÜÈn-

ti Fascismo en Colornbia
-,-----------,----------.---..

-.,--.------

.. -,,-

..

rIP.

P.~RIS

-

nOGC!

~to~o

_CU,sgüén

El Fascismo
en Colombia
Dedico este ensayo a todas ~a$organizaciones sindicales del pais j' especiaht1ente al Sind1ic~to Central de Albañiles y Similares, como modelo de organizaci6n y de conciencia proletarias.

El. AUTOR

:'IP.
.
•.. \,',v- ...
¥

PARIS
"
:.-"~:

-

L.-'
:,"

...• l,:

.•.. ..•... -,. .
-

BOGOTA
.

::934

0... ".

IJ\[TRODUCCjION.
El ensayo que va a leerse lo considera el autor como una introducción, y apenas como introducción, a un libro que publicará próximamente acerca de la realidad histórica de Colombia, de los problemas fundamentales que en la actualidad vive el país y de los rasgos más específicos de la tlansformación social a que está abocado. Como puede apreciarIa el lector, este ensayo responde al afán de comprender con criterio lnarxista, la situación actual de la política colombiana, así como también las nue"8S categorías que sobre esta situación tienden a deslindarse y, especialmente, a todo lo que 8e refiera a las perspectivõlS del fascismo en Colornoia . .Está de sobra subrayar que, de acuerdo con las innovaciones fundamentales aportadas por el marxismo a la historiog::afía y a los más variados aspectos daI pensamiento social, son muy distintos. no solo al enfoque sino los problemas que manosea el revolucionario a los que preocupan la inteligencia de las clases dominantes. Para estas últimas solo tienen vaiar las cuestiones accidentadas que se agitan en la superficie. Para nosotros, que a más de ser simples agitadores, nos orienta un alto sentido de la filosofía de la his toria, un conocimiento científico de la relación íntima, objetÍ\'a, que preside la dinámica de lo:. hechos colectivos, asi en los proble.mas que' abordamos corno en el modo de enfecarlos, nos distanciamos fundamentalmente de la rutina burguesa. 'o solo nos distanciamos: som.os la antítesis vivierite. agresva p:>rque no sólo luclumos por transformar la sociedad sino por combatir sus prejuicios. La combatimos o con el p::>der efectivo del pIam::>o c:tn el gesto amenazante

Es decir definen una actitud más que un sistema de principias. pero el imperialismo. que el fascismo. solo se ha desarrollado en los países capitalistas. los hechos humanos. porque de definir actitudes se trata en la actualidad. es mirar con esquemas la dinámica de los acontecimientos políticos. Para nosotros. nosotros. Es decir. dejan de ser simples concepciortes teóricas para delimitar un campo de acción y una táctica apropiada para actuar. históricamente solo tiene razón de ser en éstos últimos. no hablan en tonalidades musicllles sino en el lengunje metálico de las contradicciones que les infunden vida. --(l-- En la literatura política contemporánea se discute con sumo interés la cuestión de s.tI-- de la afirmación. porque nO se trata de un . los programas políticos del día.nuevo sistema de organización econó~ . lo 98bemos de sobra.. tan fino como ciertas tonalidades musicales que caractel'iza a los hombres contemplativos cuando atertizal'J en los hechos de la vida real. explicando las condiciones históricas que le dan vida. no la argumentación. a la iñversa. con igual intransigencia a la que infunde ánimos a nuestras convicciones revolucionarias.tber si el fascismo sólo es un fenómeno exclusivo de las nacioneo¡ capitalistas o. Ia itïtelectua1idad de ofício de la burguesía se esfuerza en hacer grandes derroches de academia ya a fin de justificaria o de estudiado •'imparcialmente". no la discutimos. y al encararnos ante el fascismo. como categoría económica. puede cobijar a la generalidad del mundo Los ideólogas rezagados de la burguesía sostienen que el fascismo solo puede cobrar raigambre en los países de tradición autoritaria pero no en los de tradición democrática como el nuestro. Pero enfocar así el movimiento fascista. ante una afirmación reaccioriaria. TOlnando esto como pretexto. En 10 que respecta al fascismo. Ante un hecho político como éste. En qué se bflssn ellos para sustentar eSAopinion? En una argumentación muy simple: el fascismo es el último esfuerzo de los grupos imp~rialistas por conservar a la par que por extender su dominación. 10 rechazamos intransigentemente. dejamos que hablen los hechos. falta de solidez. en concepto de muchos seremos pánfletarios y así se nos llamará porque 110 nos envolvemos en ese lenguaje amanerado. cuando se adueñan de sus fines. nosotros menospreciamos el silogismo para definir una actitud. Esta tesis. Mas lo que si nos sorprende es que los teóricos de la III Internacional hayan sustentado una tesis parecida o sea la que el fascismo solo puede desarrollarse en los país s capitalistas. y tanto más la politica.

A reaccionar no sólo contra el movimiento emancipador de las clases trabajadoras sino a reaccionar inclu'50. en los pueblos coloniales como el nuestro. es aplicable ese sistema. de un momento especial en el desarrollo de la lucha de clases Este momento especial en la época contemporánea se caracteriza primero por la necesidad que tienen las clases dominantes de hacerle frente a la ofensiva implacable de la Revolución Proletaria. problemas que sólo serán resueltos mediante la transformación revolucionaria de la sociedad. no siempre los antecedentes históricos aportan ufi criterio definitivo para la justificación de los movimientos . de acuerdo con la madurez de su desarrollo. tendiente a resolver sus prooios problemas. pu~s. espíritu y orientación idénticas. por la insurgencia brusca de Jas conflictos sociales a la superficie de la escena colectiva.:lf la presión internacional o imperialista. solo que en naciones indust1:'ializadas como en Aleman~a. lo abrumaban tánto más. He ahí porque el fascismo. y. contra los lados más débiles de la burguesía mediante una tentativa irrealizable de superación a fin de conservar los fundamentos del orden sodal vige. el fascismo solo tiene razórt de ser en los pueblos altai'nente evolucionados.III -mico-social. como un nuevo sistema de relaciones de dase distinto al capitalista.1te. fundadamente se reduce a una sola cosa: a reacionar. para saber en qué países. porque es solo aquí donde el capitalismo ha conquistado sus faces culminantes y por ende do.~de la gravedad de sus prùblemas es mayor. y en parte.esignara a resolverIos por procedimientos adjetivos. y. se reduce a solucionar definitivamente y por procedimientos radicales 1'1 madeja de problemas que abrumaban al pasado y. en principio. Pero se trata no dt::una nueva estructuración de la sociedad sino de un hecho político. es cierto que si se investigan los antecedentes hist6ricos del Fascismo. entre.osibilidad de desarrollarse en todos los países donde se recrudezcan los antagonisnlOS de clase donde irrumpa el movimiento revolucionario. cuanto más se . Por otro aspecto. paralelamente. tiene la 1. por el esfuerzo que éIlas.. Mas sin embal~go. hacen -esfuerzo estéril-. tendríarnos que convenir ert que ese sistema sólo estaba en condiciones de realizarse en determinado grupo de países. puede adquirir vida en ¡:::. Mirado bajo este ángulo el fascismo no es un caso exclusivo de los países capitalistas sino un movimiento de proyecciones mundiales. mirado bajo sus más amplios aspectos.arte p. deviene consecuencia espontánea de la propia evolqción histó ica de estos pueblos. otras cosas. la gran tarea de toda revolución. Si el Fascismo se 110spresentara como nueva categoría social. veremos que. Surge con manifestaciones.

antes que aferrarse a la rigidez de los esquemas del proceso histórico. como orientación política. su coyuntura. se impuso cuando apenas se comenzaban a preparar las condiciones m'lteriales para emprender la construcción de la sociedad socialista En el primer caso se trata del rezagamiento de una forma política frente al desarrollo económico.las clases trabajador as y. se perfile el movimiento revolucic. Además. la monarquía. y con este criterio no podríamos explicarnos la exitencia de partidos bolcheviques en sociedades de índole precapitalista.. Con 10 anterior se advierte claramente que cuando se tratE!'de estu Jiar las proyecciones de un movimiento político. paralelamente-. en el segundo. subsistíó hasta la Gran Guerra y en parte con posterioridad a ella. no debe olviJarse que hay épocas en donde el ritmo con que se conjugan las influencias internacionales. solo tiene razón de ser en los países capitalistas porque es solo aquí donde se dan las condiciones técnicas_y sociales para el avance al Socialismo. en muçhos paises capitalistas de Europa. actúan las fuerzas compensadoras de la época cuyo papel consiste en hacer que los paísas rezagados se asimilen ciertas experiencias que en las naciones predominantes se gestaron a través de siglos. porque es sólo aquí donde existe el Proletario con el volumen y la capacidad de lucha necesaria etc. . en su carácter de armas refinadas de la lucha de clases. Y en el caso que nos ocupa..nario de . por ejemplo. Este principio cobra toda su fuerza cuando se observa cómo los sistemas. obra con más rapidez que las fuerzas propias de la evoluciófi histórica de cada nacionalidad. IlS orientaciones políticas. institución política de índole pre-capitalista. el fascismo. es rtecesario tener en cuenta la cuyuntura de la éooca.IVpolíticos. siguiendo la línea de menor resistencia. y en los primero~. debemos enfocarlo no tanto a la luz de las leyes que presiden la evolución social cuanto en relación a uno determinada situación del mun::lo. el orden de cosas vigente se vea en la necesidad de organizar todos sus disponibles para conservars~. Así. casi siempre se adelantan o retrasan frente al desarrollo económico. la correlación o el desplazamiento de fuerzas en la escena de los acontecimientos mundiales. del modo como las instituciones políticas pueden anticiparse a éste. desde los más avanzados hasta los más incultos. son aprovechadas al influjo de situaciones especiales. que el comunismo. sobre el estadio especial de su desarrolló. Un fenómeno contrario se manifiesta en nuestros días cuando se atiende a que en la Unión Soviética. consecuentemente tendríamos que decir. Pero sobre los antecedentes históricos de un pueblo. porque si solo nos atenemos a ellos. la Dictadura del Proletariado. que hace que en todos los países.

al fascismo. se abre otra. depende el porvenir inmediato del movimiento revolucionario Si a los sindicatos no se les encauza sobre la línea justa de la Lucha de Clases.renovadora. porque confunden la discusión de este género de principios con las realidades políticas.-v En 10 referente a Colombia. get"ltes.el rumbo que se le trace. capaz de contener el empuje revolucionario de las masas. política colombiana las perspectivas. en la lucha sindical.. vale decir para que por su cOI~ducto las clases domiriantes continuarart ejerciendo influencia política sobre ellas. para mantener en todo su vigor la per- . animado por urios cuantos alientos de demagogia social. d. la de que "izquierdas" y derechas se agrupen. eg decir. He ahí porqué de la orientación que en la actualidad se asimile el movimiento sindical. que si en el primer caso hay ne·:esidad dt:: ser intransi.lírsobre las masas trabajadoras. le den vertebración a un solo partido. fascista.. Este posibilidad la refuerza d hecho de que el lineamiento de las nuevas categorías políticas se opera contemporáneamente a la aparición del movimiento obrero. pero con orientación prácticamente reaccionaria. abstracto. ya algunos marxistas se han ocupado del Fascismo. al despc~rtar violento de las luchas sociales. A preparar este terreno ha contribuído la organización comunista puesto que se ha desvinculado de los sindicatos o éstos de aquella.Fascismo. desorientarias. Rn el período actual. las masas trabajadoras de Colombia de su viejo servilismo saltan a la combatividad. se ignora que no es lo mismo seguir una orientaciót'\ política. y en pocas palabres. no para el ftuéstro. Pero en cambio si !õecien'a esta posibilidad. a hacer derroche'l de demagogia &ocial. sufren un proceso directo de radicalización. a actuar en el 'movimiento obrero propiamente dicho. Jo presagi ln. Esta situación impele a todas las corrientes que aspiren a tel1er resoaldo popular. pues de otra manera apenas serían sectas con pretensiones a adquiril~categoría de partido. De ahí el que hayan llegado a la conclusión errónea de suponer que el Fascismo sólo importa para los países capitalistas. mejor dicho confunden la Dialéctica con Ja Escolástica. mdido los organismos sindicales con las células del Partido. tanto más brioso cuanto menos experiencia tienen en la lucha de clases. la agitación fascista puede iñfll. lejos de ser adversas a la insurgencia del . interLnedio. En el mom ento actual de la. por haber conf'.implacables. Desgraciadamente abordan el tema de tal manera que si se tratara de un principio filosófico. crearle un vacío al vercladero movimiento revolucionario. La realidad ha comprobado insistentemente que no existen condiciones propicias para impulsar un partido social-demócrata.

Solo ellas. el marxismo. el desconcierto es el momento mas interesante que precede a los grandes períodos de crisis sociales. con los revolucionarios. entre las grandes virtudes del marxismo. las circunstancias especiales de la masa. puede orientarse ante el caos -caos fecundo. sino prever el mañana acorde con la dialéctica viviente que informa el ritmo de los acontecimientos. asimilarse la mentalidad. tienen pleha conciencia de todo cuanto sucede y de lo que hay necesidad de hacer. las opiniones. no es un estado común a la psicología de la sociedad. hay tle~ cesidad de ser flexibles. 50]0 el Proletariado con su ideología revolucionaria. anticiparse al porv(~i'iir. no solo sirve para comprender. No asi con las clases oprimidas. si las masas trabajadoras de la ciudad y dei campo junto con las capas más oprimidas de la pequeña burguesía. No solo comprenderlo. pues solo se desconciertan ante la trama ca6tica de los acontecimientos las clases privilegiadas.:.Y he ahí porqué. En la actualidad. así el pasado como el presente. . son incapaces de mirar de frente la realidad. previéndolos.de la hora presente. soh influenciadas directamente por el movimiehto revolucionario. entonces ya no serían las corrientes izquiE. con visión casi matemática. Por otro aspecto. yo destaco precisamente la de ser el álgebra de la Historia.-VI - sanalidad del partido revolucionario. precisamente porque 10 que ganan eri brutalidad lo pierden en el se'1tido de las proporciones en el enfoque histórico de sus problemas. Pero el desconcierto. -()- A no dudado. Huelga decir que en tales condiciones el Fascismo sería menos peligroso para el movimiento revolucionario. solo ellas. eh el segundo. preverIa con insuperable presici6ñ. sus vanguardias. Es decir adaptarse al medio transformándola. y en cuanto a sus lineamientas generales. porque conJenadas a desaparecer por las proyecciones de su propia obra y ante el peso abrumador de sus prejuicios. no se desconciertan ante los acontecimientos precisamente por estar al servicio de una necesidad hist6rica. porque la ideolo~ía revolucionaria de las modernas clases oprimidas.li::antes de todos los vientos las llamadas a encauzar el movimiento fascista sino organizaciones semejantes al 'yocisma' y al Sindicato de Propietarios. sino basándose en las pulsaciones del minuto que se vive. y de pensar bien. en verdad. se aduenan de la facultad de pensar.

Ante la irrupción violenta de la lucha de clases a la palestra nacional. sólo reconozcan el peligro fascista cuando vean el desfile de camisas y de símbolos en ias plazas públicas. cuando con la brutalidad de las conmociones violentas que le preceden a la formación del cosmos. responden a la magnitud e intensidad de los nuevos frentes de batalla. con intereses más o menos delimitados y ante las perspectivas de Revolución Mundia1. antes que la transformacilln revolucionaria. cuando élla encarna la p.co de los acontecimientos. espectáculo tab sujestivo. En la actualidad. estos nuevos frentes exigen armas. Indiscutiblemente. el alumbramier'. las que naturalmente sufren el desconcierto. presencia. Colombiá. o mejor son triturados por el impulso volcán:. Porque ¡qué mediocridad burocrática es la política desde que no es· té irispirada por un antagonismo franco entre las clases fundam entales de la Sociedad! Qué.nprensión limitada. es este ub momento brillante que debemos abonarie a la evolución política de Colombia. se están disolviendo. por los mismos rasgo~ ingénitos a su desarrollo. las viejas pugnas caseras e~'1tre conservatismo y liberalismo.- VII - Es orientándome por el marxismo que esbozo las perspectivas del movimiento fascista eh Colombia. ante la gestación de nuevas corrientes con la categoría.. ni menos aún. y como los antiguoG bandos carecen naturalmente de estas cualidades. las masas oprimidas se predispone1. vangual'dias y tácticas nuevas. ¡Pero irjfinitamente más intens03 y arrebatadores son los soplos de creación que animan la política revolucionaria. responde a las exigencias de vida o muerte de las clases que se enfrentatl. Por anticipado me explico que las gentes de co. con la personalidad de partidos. a parir la nueva huma¡~jdad que se agita en sus entrañas! EL AUTOR . Colombia está en vísperas de vivir un iritenso período de verdaderas luchas políticas. cuando renovándose. ni tienen consistencia propia..to de una nueva época en sus luchas políticas como etapa indispensable de lo primero.lgna entre IdS prerrogativas de dos épocas. sobre la base de la formación de clases sociales más o mehos estructura das. Mejor dicho.

a raiz de la guerrra. Desde sus orígenes el facism o se nos prr. Y en este· sentido podemos decir que sllrgió el facismo como una fuerza exclu1ivamente antl·bolchevique. surgió primero en Italia. No debe olvidarse además. es relativamente nuevo. aqui. conquistar el poder. y el facismo explotando esta crisis logró imponerse. que ya está tomando cuerpo en algunas países· de la América Latina y entre otros Argent. EN COLOMBIA 1 CAPITULO E 1 fascismo sur~ió como movimiento político en la época de la POBt-guerra. capas mas avanzadas del proletarilldo abocaron la Juch. los principios abstractos de la democracia como en Francia y Estados Unidos. Italia sufrió una honda conmocióp revolucionaria. a diferencia de la social-democracia. el bolchevismo. de una estructuraclón sólida ell las fuerzas revolucionarias. el movimiento faclsta.a con nuevos méfojos y bajo una orientaclon distinta. Como se deja ver. sacando a la arena un nuevo factor politico con el que el proletariado no contaba en tiempos pasados. . lo que: se explica entre otras cosas po!" la revolución rusa. De Italia se extendiÓ a Alemania y posteriormente a todos los paises de Europa Clmtral y en la actualidad ha cobijado incluso a aquellas naciones donde las hurguesias se han preciado de cultivar mas religiosamente. en contr<lste con el movimiento revolucionario del proletariado. El bolchevismo. y surgió en el periodo de la post-guerra. no solo porque.senta como un movimiento manifiestamente contra-revolucionario. na y Chile en los que se está presentando con sus modalidades clásicas. Como se sabe. sino también porque en él las instituciones fundamentales de la demacrada burguesa pusieron de manifiesto su re~quebrajamient('. conmoción que resultó frustrada dada la ausencia de una orientación definida en las clases trabajadoras de Italia.EL fASCISMO Aparición del ¡aseLma. y porque la o~st-guerra ha recrudecido hasta su máximun de tensión Jas antagon~smos sociales. sf ha corlstituido para las clases imperantes lin peligro muy serio y era natural que ante este peligro pusieran en acción todos los resortes que estaban a su alcance.

todo lo que t. el antiguo sistema de privilegios y de libertades. forzosa. no a todos los movimientos politicos cabe interpretarlos según su programa. imperativamente hay necesidad de hacer. Pero en la práctica si todos los partidos nuevos necesitan de un programa. el programa lejos de encarnar una\ aspiración seria. Y bela ah!. no basta para adquirir una concepción real de lo que significa en /a práctica ese movimiento. no en todos este programa o esta ideologia son propósitos que necesariamente y por encima de cualquiera dificultad deban realizarse. mas no con la evolución objetiva de /a sociedad. Por eso en vez de detenernos a hacer una historia del movimiento facista desde sus orfgenes hasta la actualidad. nos urge senalar las bases reales que JO sustentan. Generalmente para juzgar un movimiento politico se elige como punto de enfoque el programa que sustente. por lo tanto. sirve únicamente de instrumento demagógico y. Aqui reside su vitalidad creadcra. Pero en los partidos conservadores. ya que no solo ellos tienen toda la audacia para destruir )0 inútill\ino la oportunidad de crear nuevas y más eficaces instituciones. incidentes que en todo caso se relacionan con el tiempo. el rasgo fundamenta] o mejor. de un criterio propio. previéndolo o nÓ. capaces de romper la madeja existente en las relaciones de clase para exaltar a las alturas del poder a las masas desposeídas. pues en épocas norma !es• . el sentido histórico fundamental que lo caracteriza. es decir. mas que una simpit> declaración de principios. el privilegio de toda revolucion: Estas no 8010 se caracterizan porque anulan vi alenta. porque en realidad ílada nuevo pueden aportar al desarrollo de la sociedad. porque a ellas y sólo a ellas pertenece la oportunidad extraordinaria de hacer libremente todo lo que se necesite.. para interpretarlos a fondo no cabe situarse en el ppnto de vista de los principios. sino tambièn. porque a la larga solo en los partidos consecuentemente revolucionarios el programa.-4Sentido histórico del fascismo.dia el progreso social. dicho entre paréntesis. es la orientación general de lo que. despiadadamente. pues no en todos el programa debe tomarse como cosa seria. de una ideología. Es basándose en el programa como generalmente se interpreta el movimiento fascista y es también basándose en él como muchos han llegado a /a conclusión gratuita de que el fascismo solo puede desarrollarse en los países capitalistas. Con seftalar el origen de un movimiento político.>mas . del papel especial Que desempena en el desarrollo de ]a lucha de e/ases. en los partidos r~accícnarios como el fascismo. es decir. las circunstancias que provocaron su aparición. propósitos no solo realizables sino capaces de encauzar la transformación de la sociedad desde sus pf<'lpios -fundamentos. pues tan lSoJo alcanzamos a rememorar los incidenfes.

eco nómico y social del programa f. vénse obligados a adoptar una fiscnamia definida.) hacia el règimen parlamentario y hacia las institucirnes sImilares de la democracia burguesa. independientemente de las conclíc. y el program:i fascista si lo tomamos en serio-programa Irrealizable nó. mas elementales bajo las que 8E~ inició el desarrollo de esta. caracteristica e incluso a actuar con la mas cruda violencia. d. ya no en la práctica sino en lê!teoría. sino por ultraconservacor-solo nos interesa en cuanto él nos sirve como patrón para desentróf\ar el sentido histórico fundamental del fascismo. En Este sentido la reacci6n fascista ha puesto de manifiesto.lestros dias .:. sino tambièn de las fases mas primitivas. En cuanto a la obra constructiva que intenten realizar. un antaRonismo fundamental entre el fascismo y la democracia burguesa. El fascismo y ei estado. aqui no . dado que en estas situaciones su papel se reduce . En este sentido el fascismo no hace sino acomodar las instituciones politicas de. en n:. mas rudimentarias. porque muchos han Querido ver un antagonismo irreductlble donde ~olo hay un proceso c'e continuidad.do que Se mueve sobre leiS mismas hases económicas. es el poner de manifiesto la charJatanerla liberal cuando esta sustentaba la democracia como una cosa abstracta. Es biell conocida la hostllidac1 violenta del fascism. aparato represivo.:lscista. distinto. porque prácticamente sus propbsitos innovadores constituyen el producto recrudecido no sólo de los aspectos mas negativos de la sociedad.-5que partidos políticos son organismos burocráticos y en pariodos de crisis como el presente. en la que se cristallz'1n. las energías revolucionarias del proletariado y ello le hace suprimiendo las formalidades democ:áticas del estrldo burgués pa ra reforzar el. 'lue el fascismo reaccione contra la democracia no nos indica que el sea capaz de estructurar ull estado fundamentalmente nuevo. las innovadones de que puedan hacer gala son meras apariencias.l0tar/e en los haberes al fascismo. con mayor \'italldad. porque en el fondo Jail mismas fuerzas sod ales que en otru época constituyeron la base de la dem0cracia. cuando hilblaba d~ . a la fase imperialista del capitalismo. ni mucho menos por revolucionulonrio. el papel fundamental del fascismo. que la dem!1cracia solo existe para Ia minoria de explotadores y h esclavitud para la gran masa de d'~spose[dos.a defender las cases del orden social". y por esta vamos a sef\a!ar Ins aspectos político.soberania popular». Pero el hecho de que el fascismo reaccione contra la demccracia nO debe entenderse cümo la función exclusiva. no puede hacerla. Y por tanto no existe ni mucho menos.:iones concretas de cada clase o de cada capa de la socied1d.ia burguesía.0 son del fascismo y tal v·~z lo único que debemos a.

La aspiración del programa fascista a restabl~cer integralmente el estado absolutista del feudalismo en decadencia. el fascismo al declararse anti-democrático sustenta con furor su aspiración a restablecer el estado totalitario. sirvfén~ dose de esa cautivadora pero hoy desgastada cortesana a la cual el lenguaje convencional y sonoro de la polllica ha inventado un nombre: Democracia. ~n todos los dominios de la vida económica y en parte protegia a las nuevas clases poseedoras. no basándose en las t("ndencias actuales de la evolución económica sino apelando a la gendarmería. puede apreciarse de modo palpable en la célebre declaración de Mussolini: «todo en el estado. Sentido economico del programa fascista. lo que el fascismo ha tratado y trata de restablecer formalmentp.-6habla ya la charlatanería liberal sino cruda y francamente la rea~ lldad capitalista. a aquella época en que el estado monárquico. Y es este capitalismo de estado que respondia a las ~xigencias del desarrollo capitalista en sus primeros tiempos. que barriera hace siglos la sociedad burguesa cuando.. absolu. procurando Impedir la ruptura violenta entre los rezagos feudales y las nacientes fuerz3s capitalil!ltas. por falta de una expresión mas. No SJlo el retroceso a esta política econõmca preconiza el fascismo. incluso. Pues bien. _L Esta política económica de los albores del capitalismo es lo que. no solo mediante un prottcclonismo riguroso sino. En el aspecto político. el fascismo tiende al retroceso. podemos llamar capitalismo de estado. CO'TlO se deja entrever fácilmente. En materia económica el ideariurn fascista aspira no solo reforzar por todos los medios el poder monopolista del capitalismo en su era actual. que expresa todo el absolutismo del régimen feudal: «Je suis L'Etat". entendido. nada (uera del estado. pre~ sionada por tas nuevas exigencias del desarrollo económico se enfrentó ante los poderes absolutos .de la monarquía feudal. equivalente a aquella célebre declaración del monarca. acertada y guardando las proporciones del caso. intervenía directamente en la producción. sino también-claro que para afianzar mas sus prlvilegios-a hacerlo retroceder a las faces rudimentarias sobre las que se inició. pero bien. tista. a costa de privilegios de monopolios que han vuelto a revivir en los últimos tiempos con amplitud inusitada . como para dar prueba de ~u carencia absolutade una . a restablecer el estado totalitario que no solo encarnaba el ùltimo periodo de la sociedad feudal sino el pUl'lto de partida del capitalismo.. J eforzada por los mas crudos procedimientos de barbarie. nada contra el estado-.

aspiran a luchar contra el •. se ha presentado con idéntica gravedad la actual crisis economlca. DoHfus y Mussolini. y he ahi como en Italia está a punto de plantearse una crisis revolucionaria idéntica a las de las demás nacIOnes de Europa. revivir el pequeno taller •. si es así. mucho mellas de atenuar los conflictos surgidos entre los mismos grupos capitalistas como entre los agricultores y los industriales. del orbe.maquinismo.-7perspectiva histórica. en dOllde aun no habla madtuado 10 suficiente la economia capitalista. apelando a lo que hemos llamado capitalismo de estado. los psiquiatras deben ocuparse de este fenómeno? ¿O es la mentalidad embrutecida de una vieja sociedad. no al servicio de la sociedad 8i10 de los reducidos grupos parasitarios.para desplazar de nuevo la economia hacia el campo. si no me equivoco. en Alemania. ¿libró siquiera a Italia de la crisis económica que hoy afecta a todos los paise:. todos los sintomas que brotan de la presente anarquía económica. qu ~n n. o mas simplemente de su cruda Imbelicidad. no obstante los {:sfuerz()s del hitlerismo por organizar la economia. pues los úitimJs choques políticos que se manifestaron en el seno de la burg\Aesía alemana indican precisamente que hoy han adquirido lOll . aun no ha sido capaz ni de liquidar el problema dl~l paro forzùso. ei conflicto entre el capital }' el trabajo y en una palabra. Tod() esto demuestra la inutilidad del capitalismo de estado.. el fascismo. Y e! capitalismo de estado Implantado por el fasrlsmo en Italia. al desarrollar la industria sobre una base capitalista. por copiar de la Unión Soviétiva la economía planificada. estén o no Industrializado? La realld 'Id indica todo lo contrario pues en Italia lo mismo que en los demás paises donde no ha triunfado el fascismo. a la que en nu~stra calidad de revolucionarios debemos senaJar como sintoma de su propia descomposición?) El capitalismo de estado de hecho empezó a surgir desde que se manifestaron las modernas tendencias Imperialistas y aun podemos decir que se confunde con el imperialismo. y si en Italia el estado fascista en materia económica logró contribuir a una maduración mas completa del capitalismo y puede ser t:ste uno de sus haberes principales.uestros días es encarnado mas perfettamente por el fascismo como método de pon~r orden al actual sistema de producción. teóricos del fascismo y mas tarde Hitler Y. contribuyó en cierto sentido a su desarrollo pero extirpó con ello las contradicciones inherentes al sistema de producción capitalista?. ha <:ontrlbu{do igualmente a provocar eu lialia los mismos problemas que 11 ay afectan a los paises industrializados donde aun no i rnpera formalmente el sistema faschta. En Italia es cierto. (Imbecilidad. viendo en este reforzamlento la medida salvadora del proceso de descomposición a que hoy está sometido el actul sistema de producción. desequlllbrlo mental de ciertos individuos y..

que sirvió a la burguesia para integrarse como nueva clase social. aumenta la complejld¿¡d de su problema~. En Italia lo mismo Que en Alemania. ha desaparecido y al contrario. A este fin aspira a restaurar el estado corporativo del medio evo. De modo que en Alemania el capitalismo de estado.-8mayor acritud las relaciones entre terratenientes. en su afán de atenuar la lucha de clases dada la vitalidad que esta encierra dentro de la sociedad actual. manifestación mas viva de la lucha de clases.. Como puede verse. ha puesto de manifiesto su esterilidad. ni en Austria el movimiento huelguísrlc<". Todos saben cómo el advenimiento del fascismo alemán contribuyó a complicar mas la crisis económica. banqueros e industriales. En Alemania como en cualquier otro pais altamente industrializado donde surge el estado fascista. Los silogilm9s le cede n su lugar a los hechos palpitantes. desde cualquier punto que se enfoque el idearium fascista. por instinto de conservación aspira a rejuvenecerse y en parte se retrotrae a la época de la infancia. so pretexto de que ambas clases. pretende conciliar el antagonismo de intereses entre el patronato y los trabajadores. por un fenómeno . aqui no está en condicIOnes ni de Cflntribuir al desarrollo del capitalismo. todos los problemas sociales. a agudIzar. Lo cual no debe ex· trañórnos. por encima de la reacción mas brutal. lo mismo que en d hombre cuando por un proceso· natural se han agotado todas sus energIas vitales. ya s e han dado las ttntatlvas para restablecer el régimen corporativo como medio de solucionar los problemas sociales. según lo declara Mussolini cno son sino instrumentos de la nación como categoria superio". se deja entrever la tendencia de retroceder al punto de partida de la sociedad burguesa. tal es el célebre código del trabajo de Italia y las medidas policivas que con el mismo fin ha aplicado el nazismo alemán. En materia social. en lo tocante a su política ~con6mica solo puede ref(lfzarlo y hasta cierto punto for malizar el capitalismo de estado y al reforzado dialéctica mente intensifica mas sus contradicciones. Sentido social del programa fascista. Para demostrar la esterilidad de todas estas medidas no es necesario hacer derroches de argumentación. al que ha vtnido a reforzar el estado fascista. ni de hacerlo retroceder según los cálculos que se operen en la mentalidad ca::iqull del senor Hitler. No ha mucho que el canciller Dollfus habló sobre un proyecto de constituciÓn pare reorganizar a Austria sobre la base del régimen corporativo. también en la historia. en una palabra. estos nos hablan de cómo ni en Alemania ni en italia. se presenta con caracteres cada vez mas radicales.

se multiplica. de política ~conómica. histórica. no son sino senales de la inclinaclon que experimenta el capitalísmo de retroceder a su punto de partida. Pero la sociedad burguesa.• catetiUS (I . también se manifestó en la época del feudalismo e igu1lmente en la de la esclaviïud. que dada su crisis definitiva. el nacionalismo económico. es decir. Y qué inùtilmellle desempena el fascismo su papel de barbero de la vieja sociedad! p:>rque es tal la indole de la calvicie. En politica el fracaso cada vez mas visible del parlamentarismo y su supeditación ~I poder ejecutiVJ. el sistr. ccmp2radós con todas las sociedades d~1 pasado. qu~ mientras mas se afeite Sf~ rraiaga mas.:¡n. a los gobiernos. . èntre otras cosas. en vísperas de la \1esaparición del feudalismo se buscaba la vuelta al «estado de naturaleza-.'l. En r. Ins trusts y todas las formas dei capital monopolista. podemo3 descartar esta utupía fascista ya que ia politica. mas vigorosas.-y no se necesitan grandes derr.~ un modo fragmentaria es 'tcrdad. el renacimiento de las modalidades mas clásicas del viejo capitédismo de f'stado dd que ya hablamos I~n líneas anter!()res. según lo acabamos de ver. ell los últimos tiempos el caDitalismo ha utilizado cier~ tas fMmas de organización. tan generalizado en los tiempos presentes.utido según I•. dialécticamemf'. de 12s que fl:negl~ en el pasado. En esta última. se manifestó vivamente la tendencia a ¡'etrüceder al comunismo primitivo a lo me:¡os a una organizadón seu do-comunista como la ideada por Platon. el proteccionismo. cuando un sistema social agcta íntegras fuerzas de desarrolla. En economía.ma de las «facultades exrraordioarlas •. Esta tendencia al retroceso no es caracteristica exclusiva de la sociedad actual. en vísperas de su descomposición. pero claro. claro que en un plano superado. rejuvenecerse. no debe tomars€.:ho mas profundas.~uestros días. nos indic. procura retroceder. opone el máximo de resistencia a su desaparición y a tal fin tiende a retr'lceder ~ Su época Inicial. pero incapaz de ciar un paso adelante.)ches de erudición para comprcbarlo. si de hecho y d. el fascismo encarna esta tendench de 1<1 sociedad burguesa. por las aspiraciones que se formulen en los programas sino por el papel que necesariamente v~se obligado a desempef'lal:" tal p. En este sen~ido el fascismo no hace sino impulsar ('sra tendencia formalizándol. cuyas contradicciones han sido mu.-9 dialéctico muy explicable. es decir. por ejemplo. a su punto de partida . que se ha l'efolsado en los últimos tiempils. por mas que la impulse y formalice no saldrá de la utopía y su función práctlea tendrá que ser la misma: recrudecer todos los antagonismos Inherentes "I régimen capitalista. y camu lo que podemos llamar progrvme máximo del fascismo es absolutamente Irrealizable-_la historia se repite pero no retrocede.

lestaron los elementos de este sistema economico. en el desarrollo de la Jucha de clases dentro de la sociedad prellente.- 10- gorfa de Intereses que lo han originado. y por eso el fascismo. Pero a la palabra reacción no la limitamos a su sentido corriente sino que tam· bléo la entendemos como la inclinación de lodo organismo desgastado a conservarse. Por encima del prngrama o de la ideología fascista una interpretación obfetiva del fascismo tiene que reducirse a este hecho sencillo por mas abstracto que por su misma simplicidad se ons antoje: es la cristalización de todos los elementos y fuerzas reaccionari:ls de la sociedad actual y en pocas palabras la reacción burguesa recrudecida y formalizada. Y en tal sentido. constituye en realidad el baluarte p"lilico de las capas ma. Y por mas que ahondemos en las raíces del movimiento fascista llegaremos a esta conclusión. constituye. por ello no nos debe extranar que el fascismo remueva violentamente toda la basura desechada por la historia. lo que trae consigo un agudízamiento de las contradicciones ¡nter-Imperialistas. CAPITULO II mportancia mundiál del movimiento fáscista. lo que en la historia equivale a cO"servarse medlal.. mediante su rejuvenecimiento. las clasu que lo impul. . Desigualdad en el desarrollo . simple en extremo: que el fascismo. Complemento 1°. es cierto que el mas intenso. se presenta. y es por esto que él procura revivir todas las etapas superadas de la evolución capitalista. ante todo y por sobre todo. de los pueblos. el primitlvismo en que se j.te la destrucción ele la cultura. Prácticamente. Y rfesde este punto de vista. el fascismo surge.burgueses bajo las que se presenta. pese a las formas pequeno. no ni mucho menos. el último esfuerzo para el imperialismo. cuyas posibilidades resultan ser muy supelipres a las ea· pacldades propias del sistema imperante.porque aqui estriba su papel principal. A eStu puede y debe reducirse el sentido histórico fundamental del fascismo. no pudiendo encarnar nada fundamentalmente nuevo. como una nueva època sino-apenas como un momento. contra su Nientación revolucionaria en una situación en la que esta sociedad vive el periodo de su crisís definitiva. el fascismo surge en una época en la que el capital monopslista ha conquistado sus ùltlmos extremos y paralelamente los problemas propios del sistema han llegado a su mas alta tensión y complejidad. igualmente. como la reacción violenta de la sociedad bur~uesa contra las clases explotadas. san y sobre todo las condiciones históricas especiales que lo obll· guen a seguir determinada dirección. parasitarias de la sociedad capitalista.

el hecl10 es el mismo. Pero tanto en uno como en otro case. pláctlcamente.~an distintos para cada nanlÔn. inútil es decirlo. _ mas incultes. car¡¡cterizan porque. aquC e:. la revolución proletaria. se viva con igual intensidad el momento histórico. ideas. contemporáncamente a la explosión de las fuerzas revolucionarias . bajo el Influjo de determinadas circunstancias. tn el fondo.-11político de esta desigualdad.evoluclón. hecho a cuya prueba acud~n ejem alas extraCdos no solo de la realidad contemporánea sino incluso de épocas lejanas. como en Jas mas evoluc::onados.. asi en :os pueblos de economia avanzïda como en los de economia rezagada. Es asi como en el conjunto del panorama mundial. hasta el presente los pueblos han evolucionado con visible desigualdad. aun no se ha superado las desigualdades de desarrollo. así en lo~ . de una estructura feudal-burguesa. pero el fenómeno para amba~ categorias de paises es Hmejante: se gesta una rri~ís revolucionaria.o orden: poiítica. estas situaciones sr. donde. aun cuando en la práctica sus consignas. como Colombia. por encima de la desigualdad en el desarrollo de los diferentes parses. En ambos casos sebre las clases explotadas re cae un mismo imperativo: la revolución. por encima de (a superacië. su programa. mas ello no obsta para que en momentos decisivos. a lo menos. que ¡as clases poseedoras tanto de AlemC'nia como de cualquier rincón del mundo.: aboca etapas superiores. y en los paisea no industrla\lzsdos como Co:ombiã se trata t2mbién de la crisis decisiva peru de un sistema social distinto. Por ejemplo: hace mas de un siglo.n o del rezagamiento de las diferentes nacionalidades. surge para todos los países una situad6u idéntica: La crisis de una determinada organización económica y socia'. Con la diferencia naturalmente de que en las naciones industrlallzada<. cuando las diferentes nacionalidades no se veian tan fuerteme::te vinculadas al engranaje de las relaciones internacionales. los antagonismos sociales salen a la superficie mas o mena:. Como puede verst'. situaciones de hecho mas o menos idénticas. Y ello hace que. pese a la fuerza expansiva de la economía capitalista.a y en los pueblos rezagados. s. con la misma intensidad. Si no ha sido una ley inhtrente al desarrollo social. y que los desposeídas se orienten por la misma ideclogía revolucionaria e igualmente adopten Jas mismas formas de lucha. e~c. por una coyuntura especial surjan simultáneamente a la 8upl'rficie los problemas fundamentales de cada país o de cada categoria de paises. socialista 'o que está en el orden del d. reaccionen con iglHI brutalidad e incluso con los mismos métodos.' y hé ahC como en la actualidad. se plante!! un tipo mas elemental de . ~!unque es cI~rto que en las naciones iudustrial!zadas se trata de lél crisis del sistema capitalista con sus ingredientes del fJlas dlver¡. se plantE'ar.

a como la conciencia del movimiento renovador en Europa. Y en nuestros dias el marxismo leninista. en la actualidad. Si bien es . mediante el desarrollo que sufra sobre experiencias cristalizadas. y tiene que ser ideologia pomica de los explotados 3ntes que cuna concepción del mundo". viose c. Si las masas obreras del mundo entero. hubo de convertirse en mera reliquia de la paleontologia política sin que por ello dejara d~ enzalsar Jas arengas parlamentarias-se escandalizó.s nacionales. convertirse r~almente en una concepción del mundo y de la vida.12en el vIeJo mundo.. Y el Duce. Y desde este punto de vista el fascismo. Sin embargo. no hace mas de tres lustros el liberalismo europeo -que habiendo sido superado. sino. es un movimiento de importéucia mundial. y en nuestrüs dias. que ya empieza a desempenar el mismo papel en Colombia. cuyas raíces se nuttEn en las mismas contradicciones del régimen.tropeo.cepciones del mundo. mejor. adoptan los mismos métodos de reacción. lejos de ser un caso exclusivo de los paises industrializados. para no escandalizar a la burguesia.. fascismo no es un artL:ulo de exportación . Con la crisis integral del sistern capitaiista. las clases dirigentes. t'igaen la misma orientación polltica. prácticamente no cabe hablar de wr. tienen que seguir y sip. solo manana el marxismo dejará de ser ideologpf de las clases trabajadoras. ha dejado de ser un hecho italiano para convertirse en movimiento político del capitalismo e. al que el criterio estrecho de la ¡ntelectualidad feudal coiombiana ha llamado planta exótica..¡ reacción natural.Jucionaría el bolchevismo. no solo actú. dado su pasado político. desarrollándose sobre la linea de menor resistencia. mas por cobardía que por un. la mas estructura da orientación reaccionaria es el fascismo y la única linea concuentemente rev·. para. del pais donde el capitalismo. ante el triunfo de las camisas negras en Italia. también clos Derechos dd Hombre" crepitaban en la inteligencia de los revolucionarios y se trocaban en poderosos resortes de agitatación ante las capas oprimidas de la sociedad colonial. simultáneamente a una acritud mayor de los conflictos plal1tead( s en el seno del imperialismo mundiai. • Mas tarde el enlace objetivo de los acontecimientos obligaría a renegar de de esta declaración a I renegado profesional. logró conquistar 8US fases culminantes: Estad'Js Unidos. en los países nuevos como Colombia. por la misma presión de las contradicciones de clase que se oponen a la unidad de una conciencia social... contradicho por la realidad.bligado a declarar: cel.uen una misma orientación. Mas no solo del europeo sino también. estén o no lo suficientemente evolucionadas. paralelamente... porque. el fascismo. por encima de los convencionallsm(. sencIllamente porque el marxismo es la ideología política de las clases desposeidas del orbe entero.

Ello non da oportunidad par~ se!'ial.emejante no tiene necesidad de presentarse como un nuevo partiria político.socíalismo de estado" y a lo que. constituir su coyuntura: o surge desde arriba. dende It's antagonismos liociales se cristalicen en formas políticas definidas.lr las dos situaciones que pueden propiciar el advenimiento del fascismo. se exteriorizaran con una fisonomía polItica definida. pero en cambio el peso de l. Y no nos debe extranar el que en Norte América. esclavo de sus propias contradicciones.de carácter subversivo». pero si tendrá necesidad Oe hacerlo alii donde las masas se hayan radicalizado aceleradamente. Por esta circunstancia especial en Norte AmériC'2. do en el país clásico (Je la democr2cia burguesa. pretende sostenerse resraurando formalmente la esclavitud de los trabajadores. es probable que el fascismo. pero sí encaja en I) fundamental con éllos: en ese esfuerzo ~stèril por restablecer el capitalismo mediante lo que con el cinismo mas descarado hiln llamado Mu~ sllOlini y Hitler . Asi pue~. pese a la profundidad de las contradicciones económicas. Allí dondê. surja t'xpontàneamE'nte del ~o:ler existente y con carácter progresivo se aplique en la medida en que se estructuren las fllcrzas revolucionarias.- 13- cierto que en Estados Unidos no ha adoptado el mismo cclorido que el tas-:ismo alemán o italiano.)s conflictos internos del régimen puedan =. no selo ha hechado su§ raíces en Europa sino igualmente se està Implantar.~se. o como movimiento político prooiamente dicho. con el reforzllmiento qtIe esta política económica trae consigo en el aparato represivo debemos caracterizar como es: la tendencia de un sistema social que. de hecho. . Prácticamente a est·) se reduce la politica economica y social del fa~cismo qur~ Rooselvet ha tratado de imponer en Estados Unidos 2 semejanza de Hitler y Mussolini.:es muertos de la legalidad. tanto en las mciones capitalistas corro . como en el CéSO de Estados Unidos. antes de tomar el tim6n del poder. mejor dicho. en sus aspectos fundamentales. no haya recorrido la misma trayectoria que hubo de recorrer el fascismo alemàn o el ítali~no. la correlación de fuerzas políticas no se haya roto de tal mZllera que las masas viren hacía su radicalización. En resumen: como reflejo directo de la crisís integral que hoy sufre la "iociedad burguesa. en Estados Unidos el gobierno de Rooselvelt logró instaurar.se antes que los antagonismos de cl. sin necesidad de atravezar su etapa como movimiento político en lucha para conquistar el poder o sigue la ruta contraria. antes de que el proletariado abocara el momento crítico de su radlcalizaci6n. el fascismo ya como paUtica impuesta desde el poder sin necesidad de escan jaHzar.revocar esa ruptura intespetivamente. come) es el caHO de Alemania e Italia. En situación ¡. el fascismo solo está dando la cara después de conquistar el poder por los cau. desde el poder existente.

aumenta su fuerza expansiva a medida que en cada pais. Aqui estriba la importancia mundial del fascismo. no importa que el fas~ismo en algunas naciones como en Francia proclame la monat'quia. porque el momento histórico actual plantea situaciones mas o menos semejantes para la generalidad de las naclones y exige no solo que la8 masas.. con . sigan la misma orientación polltica. etc. CAPITULO HI El fascismo en Colombia. el movimiento fascista ha hechado sus raices asi en la primera como en la segunda categoria de pafses. esto es secundario. plantear esta cuestión es tanto como plantear el reverso de la medalla. S~ recrudezcan las contradicciones de clase. Como hecho esencialmente reaccionario en determinadas condiciones y bajo determinadas formas. el proletariado mundial. sino que ante este peligro inminente las castas privilegiadas reaccionen. viene a estructurar la politica reaccionaria de la burguesía en sa etapa actual. Acabamos de? ver que el fascismo. Todo esto. se encaucen en la misma dirección. si el movimiento fascista. tiende a generalizarse.14en los paises semi-coloniales. Para el contenido fundamental. Por 10 tanto. lo senalamos. es 'decir. cuan errados están quienes han sostetlido que el fascismo solo puede desarrollarse como movimiento politico en los paises capitalistas. podrla hasta cierto punto sustentarse E'sa tesis. en otras el imperio como en Alemania. si hay la posiblliáad de que en Colombia tome cuerpo el movimiento revolucionario y no obstantp la profundidad de la cuesti5n no la discutimos nosctros. nI) discutimos si es posible que en Colombia tome Incremento el movimiento fascista. lo tepetimos. como reacción violenta de la sociedad actual. y es el fascismo quien. estuviese destlJ1ado a construir un nuevo orden de Cl sas distillto al act~al. históricamente.. Pero tal problema si merece la atención del senor Director . que el fascismo en lugar de ser una é¡'>lea es apenas un momento en el desarrollo de la lucha de clases y un momento en el cual reviven y se concentran todas las energias de la sociedad actual. I(\s mismos métodos. pela. en lo fundamental. esté o no lo Juficientemente evolucionado. no es ni mucho menos un fenómeno exclusivo de los paises capitalistas sino de todol los sectores del globo donde salgan a flote los problemas sociales creados directa o indirectamente por el sistema aetal de producción. Esta interpretación del fascismo desde un punto de vista internacional no niega ni mucho menos los rasgos especiales que pueda adoptar el movimiento en cada país según sus peculiaridades nacionales. bajo diferentès formas. Por lo anterior se ve.

hicler'DO eSU revolución». de los grupos poseedores indigenas y también del capital el::tranjero.>lanta exótica y en el comunismo un caso asiático. después de haber cursado estudios en la Soborna.:¡¡na mucho mas elemental.ticos descubrimientos y entre otros el de que el comuni!mo ces un caso asiático». pudiéramos decir. Y quien sostenga que el movimiento fa!. fuerzas rev0lucionarias. Mas r.o formas totalmente idénticas. se presente con el mismo impulso y bajo modalidades semejantes. que en Colombia desde todos sus aspectos. ni mucho menos.rupos feudales y pequeno-burgueses criollos se rebelaron contra la do· minaci6n española. con que actúen lai.15dE: cEl Tiempo» y de los esablos» que. es. Esto se explica porc. ]a burguesia europea hizo su revolución anti·feudal para una mélyor libertad en el desarrollo de la industria y tambièn fué en nombre de la democracia burguesa que en Colombia los i!. prácticamente.llo no Implica. claridad y definición. en p¿tÍses menos evolucionados son distintas las raíces históricas que lo informan y sin embargo una especial situación de hecho hace Que el fascismo. aunque tales formas adoptan un contenido social específico según el (stadia de la evoluci6n económica de cada país o de cada sector de paises donde aparezcan. lu\:ha por defender los intereses de la flor y nata c1zl capitalismo. Porque es bien claro que si en eslas últimas él. Que el fascismo surja en Colombia coma movimiento político es una posibllldad objetiva cuya realización..e su posibilidad de acción en Colombia y pueblos similares. asombran al público colombiano con fantá:. en otros un progr. en todo caso. la resultarte de un proceso histórico plenamente realizado en Europa. también de importancia mundial. mas como movimiento político tendrá que adoptar los n:ismos caracteres tanto en Colombia como en Alemania. En unos realizan un programa superior. Debe advertlrse además que en tanto que en las naciones industrializadas surge a raiz de la maduración completa del capitalismo.cista es un producto exclusivo de los países capItalistas y niegl:. Por ejeMplo: bajo la democracia burguesa. como fepómeno político. se halla condicionada por el ritmo. de los grupos imperialistas de cada país. desempene el mismo cometido que en Ins naciones evolucionadas y se presente ba. en los pueblos retrasades como Colombia luchará por mantener los privilegios del latifundio. le aporta el mismo descubrimiento a las ciencias históricas que quienes descubrieron en el marxismo una. Lo mismo que en nuestros dias el comunismo va a impulsar en Alemania una revo'udón socialista y en Colombia un tipo mas elemental. .ut: a coyunturas comunes para la generalidad del mundo surgen ciertas formas pollticas dominantes.

-

16-

Capas sociales que le pueden dar carácter popular al movimiento fascista en Colombia
El movimiento fascista en cualquiera parte dc,nde surja se propone defender los intereses de las capas poseedoras mas parasitarias, no solo en contra del proletariado sin\) de las capas medias inclusive. Mas para conquistar personalidad política necesita a toda costa presentarse como movimiento popular y ello solo puede hacerlo agrupando al sector mas rezagado del proletariado, a la pequena burguesia urbana y rural y a todas las capas que no tienen ninguna definición social· o mas simplemente: el hampa. Por esta razón vése obligado a adeptar un cariz sociaJistero porque entre otras cosas la política reaéccionaria de las clases dominantes para conquistar ascendientes en el pueblo, quiera o no, tiene que humedecerse con unas cuantas dosis de socialismo deste:fiido pues a falta de esto estarian obligadas él delrochar sumas fabulosas para sostenerse no mas que sobre la base del mecanismo policiaco. ¿Puede encontrar el fascismo en Colombia bases sociales poderosas, capaces de darle un carácter «popular.? Si. Las encuentra no solo en la ciudad sino con mas fuerza aún en el campo. Desde el punto de vista económico el movimiento revolucionario colombiano tiene su punto de apoyo principal en el campo, gracias a la preeminencia de la agricultura en la economia nacional; y por lo mismo toda la población explotada del campo, sino está llamada a actuar como fuerza dirigente, si representa la mas vasta reselva de la revolu:ión. Por debilidad de las fuerzas revolucionarias o por las condiciones eapecialt s en que les ha tocado desarrollarse, salvo casos aislados. la gran masa de la población explotada del campo aún no ha actuado por primera ve? en la arena de la lucha de clases. Por lo que se debe entre otras cosas a la diversidad de categorias ~ue la constituyen; a la diversidad de problemas que en cada localidad o en cada caso pesan sobre ella, problemas de los que no se tiene un conocimiento detallado, preciso, para asi encauzar la Jucha de los campesinos en un sentidu especial y hacia objetivos concretos. Por razones muy explicables, la masa campesina no solo en Colombia sino en la genenJidad de los países, ha sido una fuerza rezagada, pero especialment~ en el nuestro donde pesan sobre ella mas fuertes y numerosos prejuicios. Basándonos en multitud de experiencias cabe sostener que, salvo movimientos esporádicos, las capa~ explotadas del campo, en lo tocante a la lucha de elase$. 8010 actùan de Heno en las <;oyunturas decisivas, mejor dicho, solo asumen una actitud francamente revolucionaría cuandc) se sienten pisar en firme, cnando ven que ya no se trata de una

-11política de tanteos sino al contrario se convencen de que el éxito del movimiento revolucionario hállase garantizado con el máximo du probabilidades; pues pudiéramos decir, si vale la expresión. que en cada campesino hay un «oportunista-. no por perfidia poIItica sino porque asl lo exigen el sinnúmero de vínculos que lo atiln al sistema vigente de relaciones de posesión. Todos saben por ejemplo, que en Colombia los campesinos cambian de partido sel~ún la filiación politica del Alcalde () del Latifundista. Mas aún. salvo casos excepcionales, hasta h~y ninguna revolución ha sido iniciada por las masas campesinas, aun con todo lo oprimidas y explotadas que se hallen; siempre desde la revotuclón francesa hasta la Gran Revolución Rusél, han si do las clases trabajadoras de /a ciudad no solo las que han dado el paso inicial sino quleoe!; luchan intransigentemente por llevar la revolución hasta sus últi mas consecuencias. Con ello no negamos la capacidad de lucha latente en la mal;a campesina, pues cuando ésta se pone en acción ya no es simplemente para protestar sino para ejecutar e incluso cuando achía de lleno :iU capacidad combativa sobrepasa los limites de la lucha y co1inda con el caos, la destrucción, la anarquía. La fuerza rezagada de ayer bajo la presión de las circunstancias se con vierte en la mas cruda afirmación revolucionaria. En Colombia la población oprimida del campo, excepción hecha del obrero agrícola, constituye sino un peligro como en fin de (:uen tas no puede serIo, si, a lo menos, una incógnita, en la actualidad, para el movimiedto revolucionario. Me refiero en primer tèrmino a la gran masa de campesinos que vive en las l:ondiciones de la mas cruda feudalidad y, en segund'o al pequeno propierario que, con todo y conservar alguna independencia, sufre en uno u otro sentido la presión del latifundio. Estos dos sectores constituyen aproximadamente las dos terceras partes de la población laborio8a del campo. Está de sobra advertir que ellos han constituido la base social principal de las dos viejas camarillas políticas en Colombia, y que, excepción hecha del proletariado agricola, el siervo en todas sus formas y la capa de p~'queños propietarios como fenómeno de masa, no han actuado por primera vez en las luchas sociales del campo; entre otras cosas por el ambiente familiar en el Que viven limitados tanto el colono como el pequeno propietariO, pues esto dificulta nat\Jralinente el Que se vinculen de lleno a la lucha de clases, a la lucha en mua por las reivlndlcáciones Que mas urgentemente necesitan. Ademóis es claro que tanto el labriego como el pequeno propietarfo, por el hecho de cultivar con alguna I n d e pen den c i a la par¡:ela de tierra disminuye su potenciaHc1ad para la lucha revolucionaria. Todas estas circunstancias y otras mechas de los que prescir~dlmos exponer tienen como tésultad,) lo siguiente: a medida

- 18qaese empeoren las condiciones de vida deja masa campesina expJotada bajo un sistema clásicamente feudal (arrendamiento, presrlciones:personales etc.) y se dificulte Ja situacibn del pequeño propietario, tendrán que actuar como un nuevo factor y no de 101 menos importantes, en los conflictos sociales del campo; mas desde et punto de vista politico dada su inexperienela en Ja lucha de clases, la ca<Jena de prejuicios a que están sometidas, su conservadurismo ingénito, estas masas de la población campesina están predispuestas a caer bajo la influencia directa del movimiento faseista, que, para conquistar base popular, debe no solo exten~erse principaimente al campo, sino desplegar· con habilidad agitación entorno a las reivindicaciones de jos campesinos. De modo que las capas mas atrasadas de ·la población cam'pesina (labriegos y pequenos propietarios) pueden y están en circunstancias de ser aprovechadas como base popular principal por el movimiento fascista. Y si el peligro de posibilidad se trueca en . hecho,' débese sencillamente a que las fuerzas que hoy existen para .. la vanguardia de la lucha revolucionaria, en lo tocante al campo, . apenas han concentrado su atención alII donde existe el obrero agricola, pero donde no existe el obrero agrfcola sino el labriego en todas sus modalidades y el pequeno prooietario como en Boyacá, Narina, etc., no se conoce la agitación revolucionaria de ningún partido, y el campesino no teniendo conciencia de sus probltmas, acepta resignadamente su situación miserable pues aun espera recompensa en ~J otro mundo. Çomo puede verse aqui solo basta que la reacción utilice inteligentemente la Influencia del cura para desviar al campesino de la línea revolucionaria sobre la que está destinado a encauzarse.

El movimiento fascista en las capas medias.
En Colombia el hecho mas visible en lo tocante a su compoáiçión social e.s el crecimiento desproporcionado de lo que, a falta ~,e lenguaje mas preciso, podemos l/amar capas medias. :' ~l tanto que e.o hs naciones capitalistas las capas medias ...,...y aquí no solo me refiero a las que se basan directamente en la pequena lndu~tria-son eclipsadas tanto en volumen como en peso social por las dos clases fundamentales de la sociedad, en Jot paises no industrializados como Colombia, eJ fenómeno es muy distinto. En la,s primero.s. oi en la arena social ni en la Irena politica, Jas capas macUaa desempenan papel destacado, prácticamente se funden ya en Ja ;~urguesJa, ya en Jas masas trabajadoras; pero en los~,pai&e.pre~~itaUstas crecen con mucho mas ra •. pi~e~ que ,laburguesia y el·,.proletariado. L~ que se explica entr.e P:tr&s cosas, pot, laaulenda de .una proporción justa entre el cre·

un

además. franca repulsión. es decir de las capas medias.imi'ación mecánica de ciertas consignas. si no son directamente explotadas. Si de bonachona indiferencia. del dependiente. Lo mismo ~rente a estas capas de la población colombiana que a los sectores mas atrasados de la población campesina. Porque una cosa es mirar los hechos bajo la perspectiva teórica. se puede utilizar todas las capas de la sociedad que.stria. antes que del burgés o trabajador de base. que las capas medias. En definitiva este hecho encierra una profunda analogfa histór:. aqui puede hallar el movimiento reac· cionario su màs vasta reserva popular. pero de ahí a que no se les pueda extraer jugo en el mov:miento revolucionario ha I' una gran diferencia: desde este punto de vista. el que las capas medias en Colombia hasta I:uestros días hayan jugado un papel pronunciado en la vida politica. la actividad politica. Débese igualm~nte a este desarrollo. las fuerzas revolucionarias han observado cuando no una actitud de . fueron ellas junto con el proletariado embrionario quienes constituyeron la base popular mas importante de la revolución democrática. no lo es menos que el movimiento. históricamente y en los momentos decisivos de la lucha ele clases. Dado el peso social que en Colombia encarnan las capas medias y especialmente la pequefta burgue~ía de la iudustria y del comercio y. hayan atestiguado un crecimiento desproporcionado con el de las clases funda mentales de la sociedad.¡ población y el desarrolllo industtlal. los mas diversos sectores de la intelectualidad.oa con el papel que en Occidente desempefiaron las capas intem edias antes de que el capitalismo surgiera de lleno como sistema imperante. . como resortes de agitación. en las que comprendemos desde el artesano hasta el profesional. Eso de que la pequetla burguesia es una fuerza reaccionariR. el crecimiento de la Doblación ~e realiza con un ritmo mayor que el crecimiento de la indc. Débese a ello el que las capas medias colombianas. por el latifundio y por la burguesía indígena. Si la funció:l práctica de la política colom biana ha sido aprovechada por los intereses imperialistas. en una palabra la flor y nata de nuestras capas medias. lo que traería consigo una estructuración mas definida de las clases sociales. y otra enfocarIos desde un punto de vista politico. no puedan desempenar un papel básico independiente I~S cierto. conforme a la af. la burocracia. vengan a incrementar el pro· fesiollalismo.- 19- cimiE~nto de I.nte que han jugado en las luchas políticas del pals. ha estado a cargo del pequeno burgués. del funcionario y del profesional. dado el papel importé. Esto hace que capas cada vez mas amplias de la población no pudiendo ser absorbidas por un ensanchamiento progresivo de la industria. yo lo llamo un prejuicio de la política revolucionaria.

. En el primer caso se trata de una poouefía-burgues1a surgida en condiciones capitalistas que fundamentalmente refleja los rasgos inherentes a este rogimen.en las masas bajo la presión de circunstancias especiales. Mas aùn. los diversos estados de ánimo que se cristalizan . etc. al contrario. explota hábilmente. no solo ex- . ~or tal razón es en la mayoría de las veces una fuerza contrarevolucionaria. capas sociales que puedan servirle de reserva popular. ahora nos resta saber qué . pues no se debe olvidar que esta última jugó un papel revolucionario de primera categoria.20a 10 menos tienen motivos para protestar. y en este sentido se le puede aprovechar como una fuerza anti-imperialista de vanguardia. No seria extrano que en Colombia constituyeran la base popular mas importante del fascismo criollo. sus prejuicios. El movimiento fascista se caracteriza principalmente porque no menosprecia y. sino que además. acorde coo su significación histórica. su mentalidad. En Europa donde el proletariado constituye una clase suficientemente estructura da. dado que en Europa y en todas las naciones donde ha surgido este movimiento político retardatario se recluta precisamente sobre la :lequefta-burguesia urbana y rural. Es necesario tener en cuenta esta di· versidad de circunstancias históricas en las que surgen las capas intermedias. t:iado la capacidad de lucha de las capas medias y tanto más debe interesar este hecho a la revolución colombiana cuanto que aqui ellas representan el mayor volumen y el obrerismo apenas comienza a adquirir fisonomía propia.caracteres principales puede presentar. El fascismo y la tradición. pOr sus propias raíces histÓricas tiene mucha analogía con la pequeña-burguesia occidental de la época pre-('apitalista a la que le estuvo reservado actuar como la vanguardia màs firme de la revolución burguesa. puede atribuirse el retraso de la revolución proletaria a que los partidos de vanguardia han menospre. pero la pequel'la burguesia de los paises pre-capitalistas como Colombia surge en condiciones muy distintas: ella es no sólo afectada sensiblemente por la espansión del capital extraniero. para que la política revolucionaria defina una actitud mas inteligente en lo tocante a ellas. Hemos enfocado el movimiento fascista en Colombia· según la. De modo Que los sectores mas retrasados de la población campesina y las capas medias de las ciudades. Pero por ello no debe confundirse /a pequel'la burguesia de los paises capitalistas con la pequena-burguesia de los pueblos semicoloniales. con su sentido profundamente reaccionario. plantean el peligro de servirle de cimiento popular a la reacción fascista. que le puedan dar personalidad política.

Son. En éste sentido el mllvlmientofascista en Colombia. hecho que de un lado refeja el agudizamiento de las contradicciones internas del imperialismo. ha tomado por b?1dera el nacionalismo con algunas dosis :je antl·imperialism) inclusive. y los prejuicios raciales que con fines imperialista. si que tiene tela de donde cortar . En Col. Es por esto.s.. las clases poseedoras cultivaron tesoneramente en la mentalidad de las masas. el movimiento reacCÏt)nario para captarse a las capas pequeno-burguesas tendrá que present. usando una expresión de la 50ciologia reaccionaria de Pareto. igual que en Chile y Argentina. cuando èstos necesitan desviar la atención de las masas e incJuso utilizarias en bendido de sus intereses.- 21 - pIora los estados de ánimo creados en drcuntancias determinadas. tánta que nos es difícil precisar y tall s6lo nGS limitamos a sefia}¡¡r el raso general.)mbia.... sino que revive en su máxima intensidad todos los prejuicios que el ¡: eso de la tradición va modelando en la psicología de Tãs masas. donde d fascismo se ha presentado con perfiles bast. dicho entre paréntes. por los rezagas que al influjo de situaciones especiales se recrudecen en la psicologia de las masas. Todos saben que el fa3cismo donde quiera surja eleva las pasiones nacíonalis tas a su más alta tensión. se trata de un nacionalismo reaccionario. porque es cierto 'que todo movíento revolucionario en la Amèrica Latina se propone como objetivo prin:ip3l emancipar a estos pueblos de la tutela despó- . Pero bien entendido. a volver a los tiempos en 10<.:¡erialismo y en los nuestros a la patriotla m~s grosera y primitiva. en Alemania le sirvió como aglutinante la hostilidad casi unánime del pueblo alemán contra el tratado de VersalIes. En Italia el fascismo explotó lamidad italiana como aglutinante mas poderoso y la milenaria grandeza del imperio romano como su elemento psicológico. Fassismo y Nacionalismo. y de otro la tendencia del mundo capitalista a Imponer la autarquía económica. No cabe la menor duda que desde el punto de vista politico son estos los aglutinantes mas poderosos al servicio de los explotadores.ntes delineados. «los residuos psicológicos» de donde el fascismo deriva su ideologia. de donde extrae sus más poderosos resortes de agitaciÓn.que al impulso del desarrollo comercial se formaban las naCÎünalldades modernas y donde la burguesia de cada país procuraba abastt~cerse a si misma. que la ideoJogia de los partidos retrógados es sustituida por todos los prejuicios que va creando la tradición. En Chile y la Argentina.use con un ropaj<: nacionalista lo que en los paises industrializados equivale a im.

. el partido-. ello no se explica porque tal movImiento se inspire en una concepción nacionalista de la revolución. el principio fundamental. la lucha anti-imperiallsta llevada hasta sus últimas consecuencias y el nacionalismo es apenas un aspecto. bien entendida. En el programa fascista. se está plasmando en un peligroso estado de apo· Iiticismo.. es posible que en Colombia se presente haciendo· derroches dc nacionalismo. En parte me explico este fenómeno porqu~ es ~610 hasta hoy que el pro'etoriado colombiano inrrumpe a la lucha en ma- . Perù y Argentina se está presentando b"io formas fascistas. Por eso en Italia. y doquiera surja ci fascismo se presenta. incluso al~unas capas de la burguesia. ofrecen a la gran cruzada que t(ldo el proletariado y demas capas oprimidas de las colonias han emprendido contra la dominación del imperialismo mundial. sino stmplemente como un aporte que. He ahi porque en el pueblo trabajador este descrédito.Jcante a las luchas nacionalistas BurRe esta diferencia fundamental: para el movimiento revc"uc[onario la tesis. esta hostilidad hacia la vieja polftica. estado y nación se Identifican. el nacionalismo constituye el principio y fín pero sin su ounto de partida basico. El Fascismo y los partidús El fascismo. lo repetimos. la lucha an· tf-'mperialista. con su fohia antldemocrática. en cambio para el movimiento reaccionario que en Chile. Dada la trayectoria que ha seguido el fascismo en el mundo entero y está siguiendo en los paises de la Américi Latina don-. fascismo -es decir. preconiza la desaparición de todos. y por cierto un aspecto pasajero.22tica del capital extranjero.triunfar. practicamente a los privilegios de los grupos dirigentes más poderosos. en consecuencia. se convertiràn en un punto de apoyo más para la dominaci6n del capital extranjero. nO es el nacionalismo propiamente. En lo t. pero. es el antiImperialismo. no propiamente como un paltido. formalmente están liqnidados todos los partidos. las clases avanzadas del continente.• en torno a determinados mitos. constituyen -una trinidad. Sobrr. les engañaron hasta donde les fué posible. que es. y al contrario. si tales movimientos logran. los partidos que encarnen intereses y aspiraciones distintas a 108 de las capas más parasitarias de la sociedad actual que en él han hallado su baluarte. de un nacionalismo estrecho rudimentario. las masas cabalgaron los viejos organismos burocráticos. sino como una -UNION NACiONAL . Todos conocen el descrédito que en Colombia sufren los viejos partidos dentro de las masas. Alemania y Polunla. de ha surgido. que en nada se parece a la lucha anti-imperialista preconizada por los revolucionarios consecuentel.

El p(lftido Socialista y las posibilidades ell Colombia.23sa por sus intereses. Pero en cuanto a su fisonomía polltlca. por la unidad poUtlca de todos los colombianos.. pues en el fondo él se necesita como punlo de partida hacia una nueva definición politlca. es decir a la lucha de clases sobre bases modernas. para desentranar cualquier hecho. Son muchos los medios que puede explotar la agitación fasci!lta. Irrumpiera al grito de •• viva Cristo Reyl" o eViva la revoluciónl". superior al vieio republicanlsmo en que sus :>bjetivos estrechos de asegurar la prebenda. en cuanto a su carácter doctrinario hay un hécho con el que l:lebemoB contar por an· ticipc¡do. En el proletariado este apoliticismo no debe Interpretarse como una manifestación pequeño-burguesa de repugnancia hacía todos los partidos. una especie de neo· republlcanlsmo. Es probable que a¡>rovechando esta coynntura. pues él contribuye a abonarle el tE'neno a la reacción. si logra pershtir durante algún tiempo. en el momento actual.ln tentativas esporádicas que se han manifestado especialmente en Bogotá. medios que no nos detenemos a exponer. de edefender Ja patria y sus instituciones" ante el peligro cada vez más inminente de la r~voluclón obrera y campesina. en fin de cuentas. en economIa como en pomica. y en parte se refunden con fases. la concepción de este fonomeno es y tiene que ser el enfoque fundamental. seria el frente único de todos los explotadores. todo su desarrollo se cristaliza sobre la linea de menor resistencia' Las etapas corrientes de la evoluclon histórica no recorren completamente el ciclo que les corresponde. Pero en las capas medias y en los campesinos. para adquirir ascendiente sobre las masas. E:asándonos en este rasgo consubstandal a la evolución co- . Esta posibilidad en parte la confirm. más fundamental. Colombia es un pais tan fantásticamente curioso que no seria extrafio que el movimiento reaccionario. pues ellos serán determinados por la coyuntura que propicie el encauzamiento de las fuerzas reaccionarias' Entre cosas. y el que nos da opatul1ldad para analizar obietivamente la evolución politica de Colombia.3tia tome como bandera la lucha contra los viejos partidos. con un carácter definido. y desgraciadamente el partido de la revolución no se ha puesto a la altura de los acontecimientos pudiendo decir con Lenin: elas masas se anticipan a sus vanguardias". Colombia es uno de los tantos paises en los que. la agitación reacclon.. se supedltarlan al objetivo más importante. para hablar gráficamente. sino al contras rio sólo Jo recorren en parte. más i1vanzadas del desenvolmiento social. el apoliticlsmos! abriga un peligro muy serio. integramente revolucionaria. En historia.

Si vivieramos en las posprJmerías del siglo XIX o hace diez afias no más. En lo tocante a la evolución poUtlca de las clases trbajad.erna •.. más se complican las rafces que lo informanmayor es la intensidad de las necesidades.sino tambien al grito de «Viva la Revoluelón Soclall-. tiene la suerte feliz de no atravesar la etapa intermedia y de unir lùs brios revolucionarios de su juventud a la gravedad con que deba encararse a 108 problemas fundamentales que la historia le plantea. como se ha supuesto en algunos IlUdias de la Intelle· tualidad marxista. la luna de miel para la 8OciaHJemocracia y para taritos social-demócratas que afortunada· mente surgieron a la vida con un gran retraso. podrfamos atribuír esa vitalidad a los caprichos de su mocedad.r. capaz desde todo punto de vista. con alcance radi. El movimiento social en Colombia se está presentando como Ja más cruda afirmación revolucionaria.demócrata. si históricamente nace tarde el movimiento obrero en Colombia. He ahi como en la actualidad las clases trabajadoras a medida que se vinculan a la lucha ya no s610 lo hacen al grito de clViYa el alza de los salariosl. aùn sallendonos de este enfoque teórico y apreciado el asunto tal como fo plautean los hechos.cale~.. No sólo baSandonos en la IndoJe de la evolución colombiana.. que se vinculen orgánieamente en el proceso de la transformación social. seguramente Colombia no atraviese. Esta radicalizaci6n que presenta el movimiento obrero en Colombia no tiene por quê sorpreuder. con impulsos lo suficientemente revolucionarios. con la estructura.ueedlera la calma..• lar en el continente europw bajo los auspicios de la II Int. la época reformista. àel arnarillismo sodal. de su inexperiencia y estariamos en condíciones de prever que a la tempestad . sino. danaI. no hay margen. sino al contrario. Esto trae como resultado grneral el que la época de )as reformas sociales y la época revcluclonarla' no se desliguen. como ha sucedido en los paises capitalistas. Basandol1os en experiencia de diferentes paises podemos formular la siguiente apreciación: mientras que con más retraso surja a la palestra social y política el m.as todas estas apreciaciones conducen a una conclusión general: que en Colombia. con la personalidad dd un Partido. al duarrollo de la lucha de clases. de sentar época en el desarrollo .24lombiana podemos sostener que en lo tocante al movimiento se· cial.ovjmiento obrero. la época reformista por la que hubo de atrave . Vivimos en el ~no de J934 y ello nos obliga a creér que. Pero nó. de los motivos que le determinan y esto hace q' cuando se ponga al descubierto se presento call en su plena madurez. Como ejemplos clásicos de este fenómeno 108 han dado la Revolución Rusa y en parte la Revolu~j6n -China en la actualidad. no existen posibilidades serias para que se desarrolle una variante colombiana de la social-democracia.

tanto como para ver más claro las perspectivas del fascismo en Colombia. nos vemos obligados a abrir un capitulo aparte para bosquej.rUdo social-demócrata agrupando las capas más uumerosas de la población trabajadora. La primera. concfl~ta. (Entre otras cosas en Colombia no se han desarrollado en las proporciones del caso la base social más lmportatlte: de los partidos socialistas: la aristocracia obrera.u a grandes rasgos ICI evolución de los dos partidos políticos tradicionales en Colombia.rE~volución feudal". como si para desentranar las raises económico-sociales de un hecho histórico fuera suficiente tener en cuenta únicamento sus formalidades politicasJ La revolución burguesa supone una nUfva clase social econÓmlCélll'ente independizada de las supervivencias feudales. no sólo en el mundo capitalista sino tambien en los países coloniales.o una .)títicos colombianos se relaciona íntimamente con la guerra de la Independencia. La formaci6n de los viejos p~rtidos p. En cuanto al contenido histórico de esta semi revolución rinen dos tésis principales.) Es cierto que en la actualidad se han manifestado y continuarán manifestandose tentativas esporádicas para darle vida a un partido socialista. En realidad todas estas organizasciones que han surgido y están por surgir constiuyen una expresión viva.truír el dificio feudal para darIe cabida a un órden de cosas absolutamente distinto. Por falta de espacio no acabamos la di scuclón de estas opiniones y tan sólo nos limitamos a algunas consideraciones de órden general. al sistema capitalista. Para mejor comprender esta crisis. una burguesia enrolada en el proceso de la industrialización.pendecia corno una revolución burguesa Be basan en las formas políticas que adoptó. Sólo en esta situación poco probable lograria prosperar en Colombia un pa. No ha mucho se la cosideraba una revolución burguesa y en nuestros días :. que aùn la han sostenido los teóricos más autorizados del aprisffiCl. El cas() contrario s610 podda presentarse pero a conáición de q~e surgiera un nuevo perIodo de estabilización relativa. CAPITULO IV La eVJ[uc[ón de [os partidos politicos en Colombia' La independecia y et origen de 105 partidos. Qulenl~s consideran a la indp.e la considera corr. capaz de de~. pero de ahí que se estntcture como Partido hay una gran diferencia. es una tèsis que no 'laIe la pena de discutir.- 25- de la~~luchas obreras. de la crisis política que hoy viv'~ d ~aís y a la que no se le ha prestadn suficient~ atención. ¿Existian estas .

. el feudalismo. trocaron el movimiento en beneficio de sus intereses. En principio. dado que en vez de presentarse couna etapa superada del desenvolvimiento social implica un retroceso a las épocas más rudimentarias de I~ sociedad' Además. se necesita que hayan entrado en conflicto abierto dos clases fundamentalm~nte opuestas. en primer término. pues ni aún siquiera el feudalismo se había desarrollado y apenas comenzaba a integrarse sobre la descomposición del si~tema e8c1avista importado por Espana y sobre los razgos del comunilmo indigeua. Asi pues. esto impide que se le considere como una revolución o insurrección pura y simplemente feudal. el artesanado y el comercio. homogéneo. ni histórica llente puede con si derársele como una revolución.pendencia ya existían. toda revolución no sólo sugiere la destrucción viol~nta de un determinado órden de cosas sino tambien su desplazamiento por un sistema superior. ni lógica.26premisas reales en la épca de la indepencia? Nó. Es cierto que en la época de la indl. ni en Colombia ni en ningùn país de la América Latina. Ulla am a/gama semejante a \a que \mp~ta ~n nu~& . No podía.n SOCIal' Qué sistema social fuè destruido con el movimiento de la idependencia? En esta época no existia. que en nada se parecIan a la burguesía que por la misma época tronaba en Europa contn las antiguas instituciones. Además. en segundo. aunque en estado rudimentario. un sistema social definido. hablar de revolución feudal es un absurdo y por aftadidura una ironia de las más curiosas. Menos aún puede consldE'rarsele como una revolución feudal. Si realmente entendida. pero aún no sallan de su fase medloeval. los comerciantes. los ~rtes'anos. para que una transformación histórica pueda considerarsele como revolución. lo que trae aparejad el derribamiento del antiguo órdp. los elementos de la economIa urbana. con todo y surgir a la arena como una imposición violenta sobre la vieja civilización esclavlsta. en el movimiento separatista y se beneficiaros de' él àctuaron capas muy dil. etc. la inmadurez económica en que surgió el m:>vlmiento separatista. En el periodo de la independencia se puderon en juego. no sólo las capas feudales criollas o indigenas tomaron parte. se refundían fragmentos de sistemas sociales históricamente distintos. más evolucl(\nado. que lo mismo que las primeras. impedía que este se convlrtera en una revolución burguesa al estilo occidental. la feudalidad criolla. Fue sobre estas hases sociales que se apoyó el movimiento de Ja inde· pendlmcia. Ion intelectuales. feu mo l) daI y burgués.'tintas. existir. Por ejemplo: EXistian principios del régimen esclavlsta. la bUrguesía naciente de las ciudades.. y como fundamento de toda esta superposición de capas figuraban Jas masas explotadas del campo.

sobre el comorclante o sobre el artesano pesabelO tributos onerosos. En la guerra de la Independencia no entró en choque abierto ninguna de estas formaciones sociales. en mayor o menor glado. Además la subsistencia del poder espanol chocaba con la expansión comercial de] capillsmo inglés que por entonces empesaba a invadir las mas incultas regiones del globo. Estos eran motivos poderosos para que en todas las capéis sociales de los nuevos paises se ~estara un movimiento en contra del dominio espanol. el terrateniente criollo indígena era desplazado por ]a concpntranclón de la tierra en manos de los esc1avistas espanoles. En tal situación las más diversas cHpas. vendria a provocar el estallido de la lucha emancipador". dentro del actual circulo de relaciones sociales' Formación de los partidos. una meior formación econ6rr. porque es tanto como si en nuestros dias la burguesía hechara por tferra la dominación imperialista.. común viéronse obligadas a cchesionarse para h(char por tierra esta tutel~. A raíz de la independencia salieron a flote las contradicciones '" . en fin en cuentas. excepción h~cha de carácter antl-esclavista que adoptó. para el afianzamiento de las nuevas clases poseedo!as pero todo elJo sobre la base del régimen burgués. empuiadas por UII interés. sino. Pero no sólo el dominio espanol af('ctaba los intereses inmediatos de las clases sociales que se habían formado dentro de su mismo seno tamblen contribuía a entorpecer el creC'lmieto de la bur!~uesía indígena y.ira de los nuevos paises. Este movimiento en modo alguno podria c":'nsiderarse corno una transformación social mas lo que si traería 3pafl~iedo. bien entendido y lo decimos una vez màs. hallándose supeditadas al oominio espanol. en cambio. Todas estas capas s(:ntian de diversa manera en sus propias carlles e] yugo de la dominación espanola. el célebre florero de la Calle Real de Bogotá. tanto el comerciante como el señor feudal en mayor o menor grado hallábanse sometidos al yugo de la opresión española. pero ello en nada niega el contenido nacionalista del movimlentc. de luchar contra la intervenci6n absolutista del r oder español baio la que se reforzaba la explotación de las masas indlgenas. AsI la in dependencia fué un movimiento nacionalista y no una transformación social' Es cierto que a raíz de la independencia la evoluci~n del país logró prf'seguir sobre bases más firmes.27tras días. no se trataba de destrnír uu sistema social y suplantaria por otra más avanzado.. serían posibilidades más efectivas para el desarrollo eccnómico del país. pero. Pero. y a la largél.

y los elementos mAs rudimentarios de la burguesia que igualmente empezaban a surgir. sólo bastaba el má s insignificé! nte acto de rebeldía para que en los países menol evolucionados entrarán en juego los antagonismos sociales. tanto el comerciante como el artesano. tanto el esclavo como el siervo. como en nnestros días no puede hacerla ante la gran Revolución Rusa. de que se hablan servído los agitadores para poner "en acción Jas energias del pueblo. Mas no de·· be olvidarse que por la misma época el régimen feudal y la sociedad burgnesa afrontaban una lucha de vida o muerte en los países más avanzados. de la sociedad burguesa. Tallto el primero como las segundas tenlan interés común en derribaria dominaci:>J1 espaAola.lpios . no solo en Colombia sino en. y por otra las fuerzas nacientes de la burguesía. Dspues de él. se sometía a prueba la demagogia libertaria. cia. y el mundo no podía permanecer indiferente ante esta seductora renovación. aolidarse. De ahí el movimiento de la independencia vino a provocar.ter a crítica. despues de haberse llevado a cabo. de modificar las bast s del órden social feudal-esclavista lmportalio por Espana. sino en aras de una libertad afectiva en 'as ciudades. un estado más democrático. Mas no "asi con los artesanos y los comerciantes y en ~eneral todas las fornas elemen~s de la burguesía.ociedad. politicos de Rosseau.28que necesariamente se planteaban entre el régimen feudal-esclavistapor un~ parte. La revolución democrática de occidente repercutía por reflejo en pueblos donde apenas se daban emhrlones de la nueva !. Se necesitaba más libertad para et desarrollo dt: la naeiente in lustria. su capacidad de lucha llegó hasta combatir la dominación espanola.estas lIeceslLban luchar contran el órden feu- . el chQque prematuro entre el feudalismo que apenas acababa de con •. pero un conflicto prematuro. flero en cuanto se tratara de som. la generalidad de los paises del continente. en contraste con el estado tlurocrátlco. neeesariamente tle vieaon envueltas en un conflicto no menos importante y fundamenté:! que el primero. estarían Iist'Js a su dafensa. En lo" que respecta a los senores feudales criollos. a los nuevos amos. no pudo tener nna solución fundamental' descisiva como en Occidente En el periodo posterior a la independencia se manifestó el conflicto entre feudalidad y burguesía. si bien es sierto que en Colombia no podía. claro que no se hablan lamficado en nombre de la filosofia de Kant o de los prlnc. importado par la dominación espnola. acababa de realizarse la conmoción social en Fran. mediaeval.. porque la6 bases hitórtcas que lo originaron en el continente europeo no existían en Colombia con la madurez necesaria y apenas se daban en una forma demasiado Incipiente. esoeraban que despues de expulsado el poder espanol qnedarlan más libres de impuestos. pero tan proato como se obtuvo eato. democrática.

definidas. intangible el órden de cosas importado por Esp3na. tuvo nesesariamente que expresarse en fuerzas politicas (:orrespondlentes. la s con tradiccic nes de dos ép. el segundo sobre las clâses dominantes. bien determinadas. los sectores más avanzados se utientaball por la!! concepclone! democráticas tan en boga en la época. Pero el proceso histórico especial de Colombia como de to· dos los pueblos similares. se d.- 29- dai cUlpa opresión sentían de dististas maneras.~ se realizara la revolu· . El conflicto entre los elementos feudales y bugueses tenia que presentarse con las más crudas manifestaciones por la época histórica en Que apareció. Inglaterra. en tanto que el conservatismo luçhaba per consoíídar el órden feudal-esclavista.ban las premisas historicas para qu. cada uno se apoyaba sobre bases sociales propiéls. por supeditar. con fundamentos de clase bi en delimados que les daban vida. etc. El conservatlsmo luchaba por mantener. se apayoba sobre las masas oplimidas del campo y sobre I)s sectores más avanzados de la ciudad. las segundas el Iiberali sma. ca~. Es dec:ir.es de la nueva sociedad hab'an sido !1ec. sobre las castas feudales y esclavistas. democrática al estilo europeo. por los paises más evolucionados de ese entonces.has desde tiempos muy remoto¡. todo antagonismo de clases. acorde cOn los intereses de los que era su encarnación. que reflejaban bien o ma. aspiraba a consolidar en Colombia el viejo edificio que la burguesia europta acababa de derribar. as::>iraba a seguir la trayectoria trazada por Franeia. el primer!. entorpecer en una palabra. esperaba a impulsar una revolución burgesa.. Como todo confiicto social. por la falta de participación efectiva en la vida poIitlca. con movimientos PGliticos de la más completa emvergadura. se efectuara la ruptura violenta entre feudalismo y burguesía. Aquí en suma. el liberalismo. oprimir. el crecimiento de las fuerzas más avanzadas. cada uno luchaba por estructurar el estado a su manela. era contraste con la evoluclór de los paises capitalistas. t~1 capitalismo surgia con sus contornos deflnldps. Impedia que aqui. ya por mfdio de impuestos. por el predominio escandaloso del poder clerical. una lucha de vida o muerte dado. presentábanse como partidos. más avanzado Dera menos realista. Las primeras tomaban como bandera el coservatismo. Así caàa uno se orientllba pOI' concepciones políticas propias. El liberelismo. En Occidente esta ruptura se llevó a cabo porque las ba. Tanto el liberalismo como el cCl!servatismo en esta època.:olonia I allmen tan sus ideas en las concepciones escolásticas del feudalí3mo occidental. Las capas más rezagadas de la sociedad post. habiéndose por tanto verifl::ado ~J desplazamiento de la agricultura hacia la economía urbana. Entre ambos partidos se planteó un antalotonismo fun· damental. informado por la búrguesla incipiE:nte.

a lo menos. lo repetimos. a las capas' que habian pugnado. la evolución colombiana. no pudo tener la misma solución que en Europa. antes que ha_ de esta una clase manufacturera vendria a convertlrla en una clase .30ción democrática. por presión internacional. ni ésta en condiciones de impulsar la transformación social que por entonces conmovia los cimientos de la vieja Europa. Se debilitaban en una medIda conslderablt'. el triunfo en la burguesia mediante el aniquilamiento de las basel feudales. esta clase "ya no vivlrla como el feudalismo clácico de occidente. cuando la existieran los funjamentos reales para solucionaria desde sus pr()~ias ralces. este conflicto hubiera tenido una solución seria. es decir. el conflicto se hubiera aplazado para resurgir posteriormente. Jas cotradicciones entre ambos regimencs. sino que la ampliación creciente del comercio vendria a vincularia a la moderna vida económica.)r esta razón. lU papel en la economia. hizo que se asimilaran recíprocamente . presionadas por el rumbo que siguió la evoluclon económica del pais. no podía realizarse en Colombia porque aún ni en gérmen se daban las premisa s históricas más importantes que impulzaban la transformación social en Occidente. impedia la industrliización de la burguesia y. Pero Colombia ni ningún otro país de este cortlnente podian seguir exactamente la misma trayectoria. el mismo derro. pudieramos decir.íenci. unida a un sinnúmero de circLldstanelas.lUI condiciones de vida.' ter o de la evolución europea para que mb tarde. Todo esto hacía que lo~ elementos feudales y las fuerzas "contra las que en un principio contrastaron en vez de conti. " Posiblemente. P.. pt'ro en cambio la expao. si. dado que estos pueblos apareclao en escena. si Colombia hubiera seguid" la misma trayetoria que recorrió Europa para llegar a su rrevoluci6n burguesa. . no podía seguir. por tanto. pero en Colombia el conflicto surgia más por reflejo. su modo de . esta expansión entorpecia naturalmente el desarrollode hs propios poderes productivos de los nuevos paises. se refundieran en una misma estructura social. exclusivamente campestre. refundió en un solo bloque.almente mercantilista. que prematuramente la' encarnó el IIberali~mo. La situación se pianteaba asi: ni el règimen feudaJ estaba en condiciones de impedir el crecimiento de la burguesía indígena. contenporáneamente a la t xpansión comercial del capitalismo. que por una resultante de la mis· ma evolución económica. La revo-lución buguesa. Y no 8010 a la burguesia sino tambien a los mismos terratenientes de pura extracción feudal. lrión comercial deJ capitalismo. nuar desarrollando la pugna. sino desa.parecian totalmente. encerrada dentro los limites de una eçonomia natural. el antagonismp fundamental entre conserva:tiamo y liberalismo no podía llevarse hasta sus últimas consecuenl cias.

se desvanecían sus concepciones politicas precisamente porque ambos en adelante se apoyaban sobre las mismas bases sociales. ambos se apoyan sobre las mismas báses soclaJes y desde el punto de vista de las clases que les dan vida encarnan Jas mismos intereses. de aplicable a la realidad colombiana. EJ clásico estatuto sellala precisamente. dejaría de ser el partido de los artesanos y de los comerciantes para serIo de los 'terratenientes y de las altas capas de la burguesia. del marxismo. la Ideologia de los dos partidos en Dugna. fueron perdiendo su fisonomia caracteristica. los dos partidos politicos que encarnaban los lutereses y aspiraciones de 103 sec~ tores en que se esclndia la sociedad post-colonial. Jas camarillas liberales. Este estatuto constitucional está informado por la ideología de ambos partidos. en adelante se convertirían en lo que han sido hasta nuestros días. etc. aún en nuestros dias consideran al liberalismo como representante de la burguesIa y al conservatlsmo como expresión pofftlca de Jas latlnfundlstas. Corno resultado general de este proceso. muerta.te solo hecho al antagonismo doctrinario que mediaba entre las dos corrientes politicas. orientados por una concepción esquemática. .organlsmos burocráticos y por ende en instrumentos de las rivalidades imperialistas. Conforme a esta evolución de los partidos politicos en Colombia.. y al hacerla. Semejante lnterp:retaclón de Jos partidOS seria justa siempre que no existiera la amalgama entre feudalldatl y burguesia. El liberalismo. lo mismo que hubieran hecho. Es por esto que se equivocan los ja<:obinos retrasados al conclderarla l::omo constitucion con servadora. Con esto podemos decir que fueron desapareciendo insensiblemente los dos viejos partidos políticos en Colombia • . más como en v\ttud dt~ èsta ninguno de los partidos puede apoyarse sobre capas especiales de las clases dominantes. en cuanto tenia. La c:onstitución del 86 al intrepetar el cambio operado en la estructura social del pais ponla frn por e¡.- 31 - pensar. no sólo conservaron los privilegios de la feudaJldad sino tamblen posibilitaron el progreso de la burJ~uesia obedeciendo precisamente a ia amalgama que tanto hemos senalado. La constitución del 86 refunde. sino al contrario. igual que el conservatismo. Las camarillas conevadoras durante el medio siglo que aseguraron parcela en el poder hicieron en todo sentido. yen nuestlos días hacen. en el fondo refleja la amalgama que se habia operado en la realidad social entre las castas feudales y la! capas incipientes de la burguesía. sobre los mismos fundamentos de clase. El proceso de descomposición de los partidos vino a culminar en la constitución del 86. amalgama que constituye E:I principio de nuestra estructura social. el Que Jas viejos partidos políticos perdieron su razón de ser. se equIvocan quienes.

entraron en pugna.. Peroen Colombia ni entre Jas capas poseedoras rH entre las masas explotadas se babia operado. He ahl como Jas camarillas liberales Uenen tanto de cariz feudal como Jas conservadolal y èstas . con .onall. se hubiera desarrOllado el conflicto básico entre las instituciones feudales y la economia urbana.••. Aqui ambos movimientos se presentaron delde todo Plinto de vista como verdaderos partido. éUos s(l10 se forman cuando existan clases sociales bien etictructundas. Bajo .niente.eu- . pero ay .<ll las viejaE camarillas. s610 es hasta akora que. el liberalismo.. Nó.viente renovado.. mediante uua revolución burguesa al estilo europeo.poder hablar de clases si se tiene en cuenta que un sinnúmero de vInculos refunden al burgués con el terraie.ell ~œ grandes épocas. etc.s PtJlíticC>1J!' . capal poseedoras dada la distinta composición histórka de éllas tampoco se han delimitado con la claridad suficiente para . es solo en.32es falsa esa apreciación. La prime ra o sea en la que. evoluciÓn·de los partidos politicos en Colombia puede aelimUarle .jdeologfa y con una base sotlal Perfectaatent~ delimitadas. sus lfdero@propios. acorde c<n el. Lógicamente. entre ·liberalismo y conservatismo se hubiera llevado hasta sus ùltimas consecuencias.. estructuraclón l1ecesaria para qu~ actuaran como clases ..con ~r.ut extraftarncs el que en Colombia.. en Colombia salió a flot4'Ja~~ición entre Jas caPas dales y las formas n~K de la "~~I·_la. fundamental. rádicamente sólo po4jia servir ·de pretexto para la demagogia . dinámica delas contradicciones sociales. en las ùltimas. y como expresión politica de este anta~o. de la época. por las drcuastanclaSjUe eo otro lugar se expusier-on. excepción hecha de UP breve lapso donde lo. apareclèron el conservatlsmo .tanto de burgués como las primeras. desarrCJllode los países más· 'evolucionados d~ Europa. Alí pues a grandu rasgos la. seguramente la lucha seria. es decir.IOd:ales propiamente dichas.icto entre feudalida<l y . nuestros dias. Jepito. no tiene porqae extraftia1'nos. En. que él empieza inatil~ tivamente a crear su polltica propia. la saludan del canf. grupos feudales y burgueses presionados por el ". el proletariado empieza a adquirir sus contornos caracterIsUco. dad. alaado apenas surgia eapo.'" aspecto diftrente no tiene por. Si las capas más avanzadas se hubieran indellendizado del pesado ambiente feudal que las rodea. con interest!' caramente delimitados y en este sentido los partidos polltitoll no son otra cola sino Ja exptesión vtva. Bstos no nacen. el que posteriormente no hayan existido partidos politicol propiamente dichos. al banquero COn el agricultor. Ja . Pero la dialéctica del pro· ceso histórico obra con. la industria con la agricultura. no se desarrollan por el simple he'Chode que existan lideres más o menos inteligentn. más o menos bien intencionados.más rapidez y a veces con más eficacia que las leyes que en princitfio rlgeft la evolución de los hechos.

Debemos advertir que posteriormente a la constitución del 86 surgió eJ republlcanlsmo. el triunfo del liberalismo sobre el conservatlsmo. sino incluso las que en uno u otro sentido derivan de las formas rudimentarla!i de prod~cci6n capitalista. y que. no solo el antagonismo entre el labriego y el terrateniente.. con su equi"alente politico. La constitución del 86 formalizó no solo el cambio operado en la correlación de fuerzas del pals. no solo las que hlstó. el programa. aspiraciones. en Colombia.adas al estudio que hoy atraviesa el desarrollo de las energías productoras del pais han hecho que en Colombia bro ten Gl la superficie en toda su crudeza las contradicciones sociales inherentes a la organización económica. la misma orientación. Ii[. desde las posprimerlas del siglo pasado hasta nuestros dias ha dominado la politica republicana que con todo y sus fines exclusivamente presupuestales. las fuerzas sociales que habían ~ntrado en pugna se amalgamaron para rematar en la estructura económico-social de nuestros días. por más que digan quienes acostumbran a encajar los hechos concretos dentro de ciertos esquemas.cióA del estado. sino la oposición no menos viva entre el capital y el trabajo. de clase. o por más que algunos imbéciles. En la actualidad cambia fundamenta. niegan en absoluto que en Colombia exlstaa .! y niegan por tanto la existencia del problema social en la industria.. so pretexto de que en nuestro pals no se ha desarrollado el capitalismo. han encarnado los mismos intereses. En virtud de la expanlión comercial del capitalismo y de muchas otras circunstancias ligadas a élla. que en Colombia no tienen por que existir contradicciones de carácter capitalist.33buri~uesia hubiera sido el triunfo de esta última mediante el derribamiento de la primera o. ricamente ha Ilriginado la capa feudal de la economia. en la práctica. las mismas. incapaces de mirar cara a cara los hechos y por anadldura faltos de esquema para suplir el vacio. la crisis intregraJ del actual sistema de producción. la ideologia de 101 viejos partidos se refundieron o vale decir se desvanecieron como consecuencia necesaria de los cambios que he mos seftalado. Pero en Colombia no se daban las premisas reales más importantes par'a que se realizara esta transformacion social y para que èl1a siguiera los mismos derrotl~ros de Europa.mente el paisaje de al vida política del país. pero en la práctica tanto la polltica conservadora comala liberal. en cuanto a la organlza. En adelante solo continuó subsistiendo la parte esq\lelética. El cambio operado en la correlación de fuerzas polltlcas de los países má avanzados. fue quien in~ terpretó con más conciel1c'a la realidad Colombiana. En la escena política las baser. pese a l~. de hecho senaló la desaparición del liberalismo y del conservatismo con su idearium y tendencias antagónicas. sino igualmente. charlatanerla de ambos bandos.

mental y es el hecho de que la estructura eCOllómica del pais. con la diferencia de Que en estos es exclusivamente la organización capitalist2 la que hoy se opone al progreso de la sociedad y en Colombia. orgánicamente. Sencillamente porque en estos últimos. los miran con bonachona indlferl~nc¡a o nIegan su presencIa en Colombia. se presentan bajo una forma mucho mas compricada y hasta cierto Iímete mas grave que en los mismos países capitalistas. unida a la penetración imperialista. pues si el primero se desarrollara con alguna independencia de los rezages feudales podría sostenerse el conflicto historico fundamental entre las dos ec~nomias.ímen feudal burgués. la forma combinada de producción vigente en Colombia. Es ia amalgama entre las rudimentos deformados del incipiente règimen de rroducción capitalista con todas las supervivencias de la economía feudal lo que se opone al crecimiento industrial del pais.i puede ser únicamente la organiza dón capitalista. Mas aún. la que entraba el crecimiento de sus fuerzas productivas ni es tampoco exclusivamente el règimen feudal como mecánicamente los sostienen algunos revolucionarios. éllos nacen de un sistema único. el obstáculo ya . determinado. E~tas gentes que. En el fondo de ellos se abriga una cuesti6n histórica funja·. impide el desarrollo de las capacidades productivas. Es decir. se presenta una cuestión análoga a la Que se plantea en los paises capitalistas. Además no se crea que en nuestro país se plantean con el simple y exclusivo mó vil de mejorar las condiciones de vi la d~ la población trabajadora de la ciudad y del campo. pero en cambio en Colombia y en pueblos similares inrrumpen a la arena simultáneamente las contradicciones económicas. sino como fenómenos corrientes y exaltados al orimer frente en el campo de la agitación nacional. esperarán seguramente a que el hacha del campesino o 'la mano implacable del obrero caigan sobre sus prophs cabezas para que se convenzan de que si han existido en Colombia los problemas sociales! Sí! En Colombia se están manifestando vivamente las contradicciones de clase. pero dado que tanto uno como otra régimen se ligan pudiéramos decir. los antagonismos de clase de distintas épccas. es decir.- 34- los problemas sociales. de producción. las cuestiones sociales y no yá de modo esporádico como pudieran haberlo hecho en tiempos pasados. el régimen feudal como obstáculo para la evalución industrial bajo una forma capitalista. pues este es apenas uno de los aspectos de los problemas más sustanciales originados por el ré~. ya no es r. Desde el punto de vista de las raices que determinan los problemas sociales colombianos. antagonismos que se superponen y se Influen clan recíprocamente y por ello adoptan mayor acritud y la par mayor complejidad que en las naciones evolucionadas. dadO que éste no existe en su plenituD. como en pueblos semejantes.

sino con igual fuerza a la tendencia contraria de las minorias explotadores. en torno a las viejas camarillas políticas se habían agru pado no solo las capas poseedoras sino tambien las masas trabajadora!. no solo éllas le vuelven la espalda a las viejas pandillas del presupuesto. es sólo hasta ahora que tad" la mtldeja de conflictos sociales se manifiesta. de las capas oprimidas. No debe sorprender- . conservadoras tal como aún subsisten y con todo y la fisonomla retrógrada de ambas. sino ambos a la vez. es solo hasta ahora que las masas trabajadora. lo que se está rdlejando de modo cada dia más visble en el terreno politico. con tanta mas fuerza cuanto que en Colombia por los mismos rasgos ingénitos a su e· voluci6n.35no es ùnicamente la forma feudal o los rudimentos de la otra. que yá no s6:0 sufren el aislamIento de las masas sino incluso tampoco respond-en a las nuevas exigencias pollttcas de los grupos privilegiados. No pueden hacerlo sensillamente porque no responden a las exigencias de la política contenporánea: No son Part:Gos. ante esta situación. de la ciudad y del campo.ta tarea en la actualidad no pueden lIevarla a cuestas ni las camarillas liberales ni la!. ante la agresividad que tomará muy pronto el mo\'imieuto obrero. ante la tarea urgr.ienes rompen el cordón umbilical que por su esca sa formación e inexperiencia las había unido a la minoría de bur gueses y terratenientes. En la actualidad no son solo estas Ú\timas ql:. no solo éllas en su movimiento instintitivo haciü la organización experimentan la necesidad de se guir Sil polltica propia. En la actualidad. que las oriente él la conquista violenta del poder. como lo está demostrando vivamente la esperienc1a política del del mundo europeo. se oponen a la industrialización. a la transforrr:ación social IgLlalmente los grupos dominante de la ciudad y del campo. concreta..:¡riada. del movimiento obrero. en virtud de su sometimiento al imperialismo. Por este aspecto es tal el grado de descomposición de nuestros bandos político tradicionales. capaz en una palabra de é'hmar su posición reac clonaria frente él los conflictos sociales. E~. la extructuración integral de partidos responde no sólo a las necesidades de la orientación revolucionaria del Prolet. adquieren una clara cadencia de sus itereses y acometen seriamente la lucha contra los grupos patronales. AHí pues.nte de defender intransigentemente "la patria y sus instituciones". en mayor o menor grad'). ya sobre hases modernas. los que. la política revoludónaria que luche intran slngentemcnte por SlIS reinvindicaciones. y se manifiesta ::on serias perspetívas revoluc:ionarias. experimentan la necesidad de hacerse a insrumentos políticos mas viRorosos en los que puedan cifrar el máximo de garantías.l1ecesltan impuls?T la formación de un nuevo partido capaz de trazar'es una orientación definida. y no es otra cosa sino esta aparlciór.

más fundamentales de defender ese orden de cosas. los antiguos bandos que prátlcamente han estado al servicio de IUS int~rese~. se enconan las oposiciones de clase. El liberalismo.: clase. En 10 tocante al liberalismo yá expusimos en páginas antE:- . Ese cambio en situacio· nes serias sólo se hace por medio de parUdos fuertemente organizados. los objetiVOS inmediatos del movimiento obrero de obtener pequenas relvÏ::l dlcaclones se supeditan al objetivo fundamental. He ahl porque estai esqueletos.· dos que este pueda adoptar. en épocas relativamente pacificas se burocratiza n y a la par se convieetan en fetiches del pueblo. el desconcierto de los vie jos partidos frente a la nueva época que empieza a vivir el pars en lo tocante a las luchas sociales. tanto cpmo para entrever con más claridad las poslbllldades del movimiento fascista. hoy sufren el proceso de su disolución. los rasgos más connot<l. vénce obligados a subordinar los móviles inmediatos de conquistar parcela en el presupuesto a 108 fines más importantes. Para Comprender este fenómeno. todo lo contrario de lo que hoy representan los grupos liberales y conservadores. en las faces más culminiantes de la evolución histórica.. a medida que se profundiza la crisis económica. a la Revolución. tales partidos que en realidad no eran mas sino aire. porque marchan muy a la zaga de los cambios de frente que se operan en las luchas sosia les. con ba!es.. es decir.36nos este hecho. a los que por sinónima se les ha dado el nombres de partidos. lo que constituye el nervio de la crisis politica ql en la actualidad sufre Colombia. nos urge examinar el estado actual de las fuerzas politfcas que actúan en el pais. pues este es el destino de todos los partidos que imposibilitados para desempenar un papel propio. tamblen en la polltica burguesa a medida que vacilen con mayor seriedad los cimientos del orden de cosas vigente. porque no responden a las nuevas exigencias de las clases que actúan Se convierten en basura a la que el peso y rumbo de los acontecimientos desechan para se¡tulr su propios y mas amplios derrot(:- ros CAPITULO V Situación actúal de la polltica nacional. con contornos bien pronunciados. con orientación. 10 misMo que. sin sólidos fundamentos d. se diluyen con la misma ligereza del aire porque no tienen toda la madera para asumir la responsabilldad de la nueva SltuEId6n. pero en cambio en las coyunturas decisivas. Es pricisamente la descomposición. para interpretarIa.

su recuerdo de partido politlco. ya q' estas por su falta de formación. dado que no se habla formado una clase más avanzada ~ue la burglIesla. asi.filtraron en el régimen conservador. Para complementar este hecho a la tradición Uteral se apegaban i~ualmente todos los vividores de la poUUca que no encontraban plaia ser vida en las casillas del presupuesto conservador. En lo fundamental dos funciones destacadas ha desempetlado el liberalismo a lo largo de su hlstorl.i politlca: la primera ya la e:c:puclmos ampliamente en páginas anteriores.el liberalismo desde el punto de vista doctrlriarlo. Pero bien entendido. seguian la tradición liberal que ell contraste con la coservadora era la más. La segunda empieza prácticamente con' la <:onstltución del 86· Después de que las Ideas burguesas del liberalismo se it. sin que por éllo de un modo esporádico y bajo diferentes formas se dejaràn de manifestar 101.logró sobre vivir como una bandera de agitación en las malU. sino logró po'rque no pudo continuar subsistiendo como partt/do. a lo menos logró mantener viva su tradición. el continuaba subsitlendo no corno un par tiljo exclusivamente de la burguesia p:Jes tanto esta como la arls tocracia rural encontrarou en el gobierno coservador su mas fuerte punto de apoyo. con sus contornos sustanciales de tiempos remotos. desde las postrlmerlas iel pasado siglo.. ya se habia refundido con su anUguo adversario en la constitución del 86.como h~cho poiítico. avanzada. la tradición liberal actuando como fuerza oposiclonísta se remozaba con un poco de demagogia seu do. Ahora nOlI relta ver más concretamente el papel que desempeño posteriormente hasta antes de conquistar el poder. en manos de sus dirigentes politicos el medio más apropiado para hacerle la corte a las rivalidades imperiallStéiS y en manos del pueblo ua gran simbolo de lucha revolucionaria. es decir. no habla surgido con el volúmen y la capacidad de lucha suficiente el proletariado urbano. él fue sustituido por la tra· . para comprender más a fondo su actual descomposición.no pudiendo actuar como una fuerza palltlca independiente. pero en manos de las capas dominantes era un medio de ejercer presión sobre el gobierno conservador para que este sirviera especialmente los intereses de los grupos industriales. su significación histórica cuando actuó como movimiento pO litico en contraste fundamental con el partido conservador. El liberalismo. conflictos. porque durante cel régimen de los . por una razón muy sencilla. El liberalismo posteriormente -en la práctica claro no que no fruncia el cetlo y al contrario se doblegaba ante los grupos del latifundio y de la banca-continuaba siendo en apa rlencla un movimiento popular.f5 atlas.37rlores.revoluciona rhl y era 16glco que hallara una amplia base en Jas capas po pulare:s. sociales y en cambio se vivia en la era de las clases medias.

e igualmente a las ambiciones de los parceleros de ]a política. ne cesidad que a la larga queda insatisfecha.on su jacobinismo cautivador. faltos de una definición c/a ra. con ritmo demadado len to. su desarollo era incipiente. Todo este sinnúmero de asipraciones.sus motivos de lucha. para que más títulosl Agrèguese a lo anterior el hecho de que )a agitación liberal actuó como partido de oposl ción durante el gobierno de los conservadores. Esto reforzaba naturalmente su autoridad ante las masas y afirmaba en èllas la . el deceo de mejorar sus condiciones de vida.con fraseología renovadora. mas radical.a valvnla de escape no podia ser otra sino la tradición liberal r. Pero no. capaz de encau zar la lucha de las clases oprimidas de la sociedad sobre bases firmes. que. de oponer al bloque feudal-burgués una orientación más avanzada. como medio sino de retrasar. al servicio de las rivalidades imperirlistas. una valvula de escape. pues es este un caso corriente a todas las fuerzas sociales. Todo esto se hacía en nombre del pueblo.arse su orientación propia. era natural qu~ todos estos problemas tuvieran a lo menos equivo cada mente su clerivacion en la vida política'si hubieran gozado de una formación lo suficientemeute definida no habrían nacido tan tarde' el partiao comunista. resulta hacia el porvenir. cuan do brotan de modo esporádico. la conciencia de sus intereses algo más que obscura negativa y sin embargo f10tabl en el aire sin cauce. En último término la tradicion liberal estaba al servicio del latifundio y de la burguesia urbana y lo repetim(')s una va mas.. a lo menos de sustraerle energías a las luchas sociales en Colombia. a falta de un término mas preciso podemos J1a\11ar proletariado. vensz en parte obligadas a revivir la tradición para cubrir qasajeramente una necesidad. y el labriego y las capas medias más oprimidas menos aún estaban en condiciones de hacerla. incapaces de tra7.claro que de un mo do confuso. baio el aspecto político forzosamente era de esperar que tuviera!' uua derivación. pero tanto el incipiente trabaiador de la indus tria como estas últimos sectore de la población. Mas en reô. de una conciencia que los supiera interpretar. las ideas marxistas y en general las preocupaciones revolucionarias de nuestros días.lidad por el hecho de que la tradición liberal con tinuara teniendo ascendiente en el pueblo nu debe interpretarse q. de tal medo que estaba en la imposibilidad de saltar a la palestra en calidad de nueva clase social. el liberalismo representara la vanguardia de los intereses de las grandes masas porque al fin y al cabo la tradición liberal en lo referenre a\ pueblo sólo servía para vincularia a la p:>lltica de las clases dominantes. sin dirección conciente. Como lo que. tenian sus ~roblemas especiales. y en época semejan te est. solo ha surgido de un modó muy esporádico. estando destinadas por la historia a desempenar un papel de avazaàa.38dición y con esto empiesa su segundo papel.

Las ma sas. la matanza de las bananeras. sus necesidades. perdia terreno en las masas pero en esta continuaban delineándose sus problemas. Mientras tanto cual era la situación j:~1 liberalismo? Los vastos sf~ctores de la población trabajadora estaban cansas de revivir una tradición :nuerta que despues de haber perdido sus bases propias en la realidad continuaba agitándJse a lo menos en el ambiente. entre los pasillos del parlamen~o.clón en la política.n partido político con bríos revolucionarios. los desfalcos.:oco estaban en condiciones de adquirir una orientaci6n acutada. además. se embriagaban en las tribunas del parlamento clamando contra las 'niquidades conserv.!doras. La sombra del Iiberalsmo tendía a desaparecer. qué plato mas rico para despreciar ~l IGS gobernantes consuvadores! Come caídos del cielo aparecen los »metías» mientras los unos inspirados por uo jacobinismo retrasado. lo nismo que antes era menester que tuvieran mal o bien una derivG. capaz de lomper los hilos que en uno u otro sentido. de las aspiraciones confusas de la masa. de un3 u otra manera unian al pueblo trabajador a la pallUca de las clases dominantes. representan~e de sus intereses. ta prensa y la finanza oficial de Norte-américa. los otros empujados por "Ia diplamacia del dólar» con menos dósis de charlataneria y con objetl vos más precisos. El socialismo revolucIonario encarnó esta expresión política. cuando el denenlace de la crisis mundial vino a complicar este estado de cosas e incluso algunos sectores de la burguesía que desde hacía largo tiempo h2bian permanècido apollticcs -para què gastar dinero y Uempo en política si el gobierno con3ervador llenaba sus aspiraciones ante la gravedad inusitada de la crisis mundial creye ron hallar en los viejos gobernantes la 'causa de la crisis. que no les ofrecia Iras sino re:uerdos y pro mesa:. etc.39creem:ia de que en verdad apoyaban a ¡. mal definidas -y qué mas podia ofrecerles el liberalismo que no a¡:tuaba co:no una fuerza histórica vin sino apeuas como una Bl\NCO BIBLIOTECA Dl LA i<':PUBL1Û\ LUIS . garantizaban la sal vación de Colombiasobre los compromisos que no se discutían sIno se firmaban en las encrucijadas de Wall Street. c:ondenadas por su incultura política a pensar como la burguesía. gracias al calor que brotaba de los anhelos. creyeron igualmente que el gobierno conservador era la causa de sus desgracias. Las masas desesperadas de voluptuocidad liberal infecunda desde todo punto de vista. pero sin embargo aun tam. La bancarota económica. Mas cuando de un lado surgió con alguna importancta el proletariado en la ciudad y en el campo. y por ende los problemas sociales se plantearon... exlgian una f~xpresión politica.ANCõEL ARANGú CA TALOGACION . Todo se preparaba con una armonia absoluta. pero a lo menos confusamente sus problemas.a los que las camarillas gobernantes del conservatismo como mas tarde las del liberalismo se han manifestadoincapaces sIquiera de intentar su sO:\lcibn y.

tremendos descalabros. lo pernicioso que el ten ga. para seguir sus propios cauces. y. incapaz de revirar fundamentalmente. daba los primeros pases para saUr a la arena. no era para menOs.!saturada de perfidia pero con un sentido más claro de la oposición de clases. más aún. Porque la historia solo en momentos muy fugaces tiende a equivocarse y en parte Be equivo ea. Los cuadros de vanguardia. las ralces que 10 Informaron hlcléron de él una curiosa sin tesis entre los rezagas del jacobinismo liberal y el movimiento social colombiano. Las condicioneS de hecho. Los lideres lIbe rales. pero otro vientos ernpezaban a soplar . El socialismo revolucionario tampoco pudo actuar como fuerza politica enteramente nueva. se desintegraron con igual violencia. se decIdieron a agitar la nueva bandera la que por cierto daba la ilusión de salir avante muy pronto. una orientación más firme. otra parte.40vaga tradiciónl-apoyaron al nuevo movimiento.Desde este punh' de vista. continuó en los puestos de lucha asimilandoBe la orientación y eJ espirftu del Partido Cemunlsta. el socialismo revolucionario como momento de transición revi ve en condiciones diferentes los elementos politicos del liberalismo y el Incipiente movimiento obrero crea sus propias y elementales experiencias. que. El socialismo revolucionario fracasó. Por el aspecto de su madurez poUtica cometió grandes equivocaciones. con mejores bríos. desligada de la política de todos los grupos poseedores. representa un momento de transición el· socialismo revolucionario.. pero en fin de cuentas son equivocaciones de fecundidad incomparable porque es gracias a estas experiencias que para el tuturo las luchas adquieren más vigor. de asimilarse Jas nuevas condiciones de la lucha fuê triturada por el peso de los acontecimientos y la restante. los nuevos elementos q' 110 habiendo adquirido aún su formación completa se <Ian pudiéramos decir.. un sector el mas reducido.. volvió al liberalismo que prácticamente estaba extinto. sufre naturalmente descalabros. pudiendo decir por tanto que fué una equivocación necesaria y precisamente por ser esto surgió con la fuerza y desapareció con la rapidez del relámpago. antes que encausarse seriamente.. Estos momentos de transición en la evolucióD siclal en el desarrolllo politico. se constituyó de solo errores. se distingueu porque en el/os se entrecru~an las fuerzas del pasado que se habian diluido durante algun tiempo pero en breves lapsos reviven para Juego desaparecer de I/eno.• . se paralizó pasajeramente para resurgir en l1uestros di as con más vitalidad. se disolvió precisamente en un momento de transición. el último abrazo con el pasado para luego entablar la lucha Implacable contra todo lo inùti1. para los que no habla parcela en el presupuesto. El movimiento obrero al que èl equivocada pero Inevitablemente hubo de encauzar durante algún tiempo. el partido.

había defendido en las barricadas -los derechos del hombre-». Pero a su vez el imperialismo yanqui exigia que el poder cayera en manos. había sido pélrtido de oposición. grandes derroches de demagogia liberal. hubiera podido covertirse en lucha de barricadas. tambien en raigambre. Este último empujón de meros derroches de entuciasmo. Los lideres más conclentes del l:beralismo. este a grandes rasgos era el cuadro de la nueva situación· Paralelamente el prestigio de las com"rillas liberales renada con más fuerza. el desprestigio de los gob~rnantes conservad'Jres. El triunfo de la concentración nacional estaba asegura- . de 108 lideres liberales. había sido perseguido. planteaba un dilema: o quitarles íntegro el poder a los burócratas conservadores o pactar con ellos. y hubieran podido convertir la guerra civil en revolución social. el control directo. que a la larga élla pondría en pelí gro los cimientos del órden de cosas. Toda esa combinación de intereses. Lo primero hubiera provocado la guerra civil. eran influenciables por la de la demagogia liberal pues entonces no existia ninguna otra fuerza política Que le igualara en peso.-41La desorientación del s(¡clalismo revolucionario. En esta situación las masas no podían tener utras cons'gnas sill. de fiesta que era. la crisis econ6mica. del imperialismo sobre la política colombiana. y en suma todos estos conmovedores recuentos so pretexto de los que en nuestros dias el jacobinismo retrasado del Centro Liberal Doctrinario lucha por del:ender al latifundio y a las altas capas de la huguesía colombiana.o acabar con los "gados" y darle el último empujón al liberalismo. de de circunstancias. solo la segunda era dasde todo ~unto de vista la más Inteligente. PerO la burguesía imperialista y en parte la nues tra. encarnación d{: SUI asp:raciones. EvItar la guerra civil era cuestión de vida o muerte para el capital extranjero tanto como para la burguesia colOmbiana. Liberalismo. Ante el obrerismo y el campeslnato todavia elliberallsmo era considerado como representante de sus intereses. viendo en esto la solución de la crisis. era 10 -Jnico que movilizaba al pueblo. adiestrados por Wall Street. las masas. inmediato. su incapacIdad natural para encauzar las luchas obrer~s y la paralización de éstas. ta posibi\ldad de satisfacer ampliamente sus neceaidades. porque en las barricadas las masas Iaboriosas de ambos bandos adquirirían un sentido más claro de sus intereses. esta salida de antemano estaba rechazada. pues en fin de cuentas el liberalismo tenia mucha tela de donde cortar para reaprestigiarse ampliamente ante las masas. desconcertadas por la experiencia del socialismo revolucionario. se daban cuentas de que en los tiempos actuales una guerra civil no se limitaria únicamente a la matanza de coservadores y liberales. tenia un sentido más pràtlco para apreciar la correlacion de fuerzas. en guerra civil.

eran los que ofrecía ri menos dificultades en fI pla estratégico.menos raciales. hubiera provo· cado la guerra civil. de que el liberalismo no era "lo nuevo" i naginado pOT ellas. quieren que no l~s opriman ni las exploten mas. palpitante experiencia de ~ anos nada más. lograron los líderes dl~1 liberalismo tomar el poder. En cuanto a la obra realizada por el gobierno de la cOncentraci6n. debemm: destacar un hecho como el único que podemos abonarle. en suma están por la revolución. a sus anhell)s mas elementales.) Sobre las circunstancias que posibilitaron el triunfo de la cor. no nos detenem0S a analizada. A traves de todas estas condiciones. si no se apelaba a la concentración. por no ser el liberallsmo eso nuevo sonado por las masas y por ser èstas esencialmelte revolucionarias. pues es ampliamente conocida. lo miran con indiferencia. son siempre revolucionarias. es decir. sól() por el aspecto politico es un «mister» hecho por la f¡nanza nortEamericana y su papel de «estadista" hace que en él prime el pclítico. Se nect:sitaba un hombre que simbolizara esta situación. lo que la agitación de ideas no hubiera hecho en siglos. los fines que a ellas las mueven instintivamente son claros: quieren un mejor bi~nestar. hoy le están volviendo la espalda. Las masas se equivocan en los medios no en los fines. debemos pues. el fracaso del socialismo revolucionario. para convertirse a la larga en d servidor más indecoroso del capitd yanqui. en nada se parece al modo como ellas lo entendian.centración. se han convencido en fin. En la actualidad de pie a cabeza están convencidas de que el liberalismo no ha podido ni p)drá dar satisfacción a sus mas urgentes necesidades. sobre la persona. de pura extracción indígena. y pcr otra. (Lina aclaración: personalmente el senor Olaya no es «mbter-. si lo ha hllcha una viva. solo se necesitaba poner en accion la demagogia y los balualtes electoreros.- 42- do. paralelamente al resurgimiento del 1beralismo por una parte. Aunque por encima de todas las actuaciones negativas del primer gobierno liberal. excel)' tuando naturalmente clos contratos". el defensor de ciertos intereies. el peligro de que el resurgimiento liberal. Una prutba más de que las realidades económicas priman sobre los fen(. y de su papel de simple funclon2rio surgió con la etiqueta de hombre de estado. puntos que entre otras cosas. Los acólitos del liberalismo se valieron del argumento de q le . destacar las anteriores. maft"lna lo aplastarán. y por encima de todas las banderas que sigan. es como todos lo saben. Con esta experiencia las masas trabajadoras se han convencido plenamente de que el liberalismo como gobierno. desde las mas incoloras hasta las mas rotundas. por los primeros cuatro anos de gobierno liberal. quierE:n algo nuevu. mister Olaya.

tendencias repres~ntadas por las izquierdas y las derechas.ás vigoroso de su disoluciÓn. en donde. M¡nistr.un período. los aventaja nad~ menos q' en el sentido preciso de las realiéades. Son mucho mas realistas. esto 1'0 lo entienden las masas pue~ menosa ilustradas que sus dirigentes. incisiva. Tal escición tan marcada en el seno de las directivas liberales refleja en parte la desintegración de ~ste bando. masa esperaba y la otra miraba ccn indiferencia toda acción política. nuevas tentativas se han man ¡festado en la polítca interna del liberalismo.uenta de las actuacones indecoro:. clIas se orientéln por los hechos concretos. se separaron cLlando aún una p. en nuestros días el germen m. las masas salen de su pasividad y empiezan en serio la radicalización: y paralelamente a la influencia cautivadora que sobre ellas ejerce día a día la lucha de clases. Los campesinos y 108 trabajadores eolombianos ven Presidentes. Son bastante conocidas las t·:ndencias prin::ipaks que han tratado de delinearse en el seno del liberalismo. Respecto a lo que escriben los periódicos burgueses sobre carta con:. pues ambos marchan muy a la zaga de los acontecimientos. sobre el nuevo espíritu del liberalismo. El liberalismo marxista. gracias a haber adquirido una conciencia más clara de los proble mas colombianos.a esta se reduce práticamente el gobierna liberal. a la par que su composición tan hcterogenea. etc. Además que no olvide el Ii beralismo marxista. que en añOS pasados constituyó su fuerte. Gobernadores y Alcal~ des liberales. Sometida a prueba la inutH ¡dad del primer caballo de batalla.os. t!ene la desventaja de Vivir en . que no ES lo mismo obrar sobr~ ia política tradicional que obrar fuera . Para ellas. de retilistas. todo esta so pretexto de la "Con:entración Nacional". las gentes d~l campo comentan diaria mente las arb:írariedades del alcalde liberal. tangiblef.¡rte de 13.- 43- aún no gobierna el partido liberal. Mas si el liberalismo marxista 1e aventaja a su antecesor.as de sus gobernantes. el silogismo a 'la afirmación rotunda.titucional. Las masas no acostumbran de sutileros en sus apreciaciones políticas. acompañan la desconfianza o más simplemente el desprecio hacia los o:doctoreS 0:. precisamente porque en ellas la teoría cede su lugar a la acción. y. por uno de esos saltos que se sL~elen dar en la evolución histÓrica de Colombia. es el sustituto del antiguo izquierdismo con unas cuantas dosis bebidas en la fuente inagotable de Carlos Marx Si ha logrado desempeñar algún peso en el movimiento liberal débese por ~na parte a que la escisión por la base no se ha operado· completamente y además a que el antiguo izquierdismo o los líderes de éste. «Los tiberales marxistás" y los «liberales doctrinariosll al cual mas de doctrinarios y al cual mena:. son las dos tenden das principales bajo la que se ha manifestado la escición liberal. para impedir la ruptura con el pueblo. se dan mas o menos -.

que en el primer caso solo basta con tener el control sobre los caciques. suponer que el proceso histórico encaja dentrO de ciertos carriles. Qué rico material brindaria Colombia. hay una gran diferenci J. Según ellos. con las premisas históricas indispensables para efectuaria. para este aparte de las eiencias históricas. en contra de esa política. el IiberaJismo colombiano no ha cumplido su cometido histórico. pHO téngase en cuenta. puño d~ hierro. con. mover hilos tras de los bastidores y en el segunào. Sustentar esta tesis equivale a mirar la realidad con esquemas y no dialécticamente. sea en el período contemporáneo. mas no debe olvidarse que la rcvo· . en pugna con sus dirigentes. y es igualmente cierto que este tipo derevoluciól abarca toda una época en el desarrollo de la sociedad. unI! revolución del mismo tipo. es de t'sperar que cobre alguna importancia el dia en que los investigadores abran en la historia de la sociedad un capítulo especial de zoología. Si etsa . pudiera sustentarse es 1 tesis.revolución se hubiera planteadù hace un si ¡lo. Porque ES cierto Que la revalu. consiste en impulsar la revolueión democrático-burguesa. pues no es pactando compromisos con los lideres· desgastados de la vieja polltica como se puede impulsar un movimiento a lo menos seudorevolucionario. por ese mismo hecho el liberalismo tiene razón de sege es aún una necesidad histórica. Es falso sostener que la revolución colombiana sea democráti to-burguesa. y este país tan insignifi cante. Todos saben que los liberales de izquierda de nuevo cul'lo han intentado contrarrestar el proceso inevitable de la descomposición liberal. lo misma que el del viejo liberalismo europeo. con guante blanco y nó a la manera proletaria. del marxismo entendido a la manera burguesa. crático-burguesa ya no es sólo la bancera de las izquierdas del lia beralismo sino que aún lo es de Jas derechas de este mismo bandoMas aún. Esta tesis de la revolución demr. y cr mo este es el tipo de revolución que exige Colombia. carriles que sólo luS can los placeres de la inteligencia. es solo mediante la accióti directa. pero no la realidad objetiva.or alto que Colombia es por definición el país de las curiosidades. y entre otros Enrique Piuzón Saavedra. bajo todos sus asp~ctós.- 44 yaún en contra de e'Ja. ya no cabe aplicar la misma táctica. Quê tesis principal sostiene el liberalismo marxista? Para no sorprendemos de los hechos que se destacan en la vida colombiana. el partido comunista. este cometid() histórico del liberalism·) colombiano. también han hablado de la revolución democrático-burgnesa y ello nos obliga a estudiar más detenidamente este concepto. ión demccrático-burguesa no se ha realizado en Colombia. apelando al «marxismo·. pero de ahi a que la revolución colombiana. los de la extrema izquierda. nunca debemos pasar p. para las curiosidades más exóticas de la fauna humana. combativa de las masas.

enfrentarse ante la capa ea pitalista de la economía. ya se trate de la propiedad extranjera. si se tiene en cuenta que el no puede desarrollarse dentro del estado de cosas vigentes en el país. las fuerzas matrices que impulsan la transformación social en Colombia. de tas circunstancias actuantes. Pero sostener. para estar en condiciones de avanzar hacia el socialismo. Consecuentemente con esto seria justo sustentar la tesis de la revolución democrático-burguesa. es también supeditar la dialéctlc3 de los hechos vivos. Y en I( s paises donde él tienda a estructurarse solo puede hacerlo efectivamente. a los esqueletos de la inteligencia. e igualmente con doble faz. pues de esto dan prueba las presentes luchas obreras que ocupC:. la explotación del labriego en todas sus formas. el desarrollo de qué forma economica va a impulsa~ la rE"voluclón colombiana? la forma capitalista o la forma sOCoialista? A primera vista. sino también con un criterio socialista. no lo es menos que èl necesita llna epoca apropiada para desarrollase con algur. o a lo menos. pudiera so&tenerse que a /a revolución colombiana le incumbe como tarea fundamental.. con doble criterio tiene que rfsoIver los problemas fundamentales que aboca. como en COlombia no han evolucionado los poderes productivos vajo una forma capitalista. en la arena social del ¡:oafs no solo se exteriorizan visiblemenmente los antagonismqs engendrados por la capa feudal de la eco nomia. sino también los que derivan del incipiente sector capi talista. pues fue en virtud de esta transformación social que en Eurcpa como en las naciones capitalistas. está llamado a sentar época en la evolución social. logró desarrollarse con alguna libertad el actual sistema económico. sobre la base del régimen feudal-burgués supeditado al imperialismo. individualista. imperialista o indígena. en las naciones más evoluciona jal'.a I¡butad. socialista. En tal sentido son de doble aspecto las contradicciones. Además. parte del sector industrializado de la economia. en cuanto se propone co:no objetivos principales crear todas las premisas para darle pa'\o a la socialización de las fuerzas productivas. como ya se ha sostenido. Esto hace que la revo lucióncolombiana.45lución colombiana sale a flote en la época del Imperialismo. y como el capitalismo es una necesidad histórica dado ql:l~ el crea las condicicnes materiales para el paso al socialismo. no solo tenga por tarea liquidar el latih. impulsar el desarrollo de este sistema. en cuanto va a liquidar el régimen de aprooiaclón feudal. con alguna facilidad. que en Colombia se requiere el amplio crecimiento de las fuerzas productoras bajo una forma capitalista. en cuant') tendrá que nacionalizar.nintegro el panorama de la vida nacional. es de cir en una época en la que como lo anotamos en páginas anterio res. Sen cillamente porque si cada sistema económico. slem )re y cuandlJ qUe ese sis' tema no sufra su decadencia en las nacio:1es donde se estableció primero. con criterio burgués.ndio. eHatizar. porque de ]0 contra- .

1icas más avanzadas se refunden con ellas y si no las desplazan totalmente a 10 menos impiden que el sistema anterior. lo que ha hecho o históricamente le corresponde hacer al capitali~mo: desarrollar ampliamente todas las fuerzas productivés de la economia. simultáneamentl: veráse ohligada a impulsar un sector socialista de la economia. plies en nuestro pais tales rudimentos vinieron a convivir.- 46- rio la cnSIS en èstas últimas impide fatalmente que en los países menos desarrollados la estructura económico-social en cuestión pueda progresar alllpliamente. la revolución colombiana como todas I¿ls transformaciones de la misma indole. Pero entiéndase hien. la nueva estructura económica cuyas raíces apenas se esbozan y ell otras naciones han evolucionado ampliamente. en sus aspectos más indispensables. En cas( s como este. y en parte. para avanzar hacia el socialismo. ~n los pueblos adolescentes comí) Colombia. porque si algunos elmentos de esta estructura logran tomar cuerpo. Para decirlo más claramente. Es así como no se necesita ni mucho menos. porque fuerzas econór. que este se desarrolle sobre las bases y por los mismos caus. los elementos de una estructura más progresiva. en Colombia no podian crec¿r ampliamente. sino en . o los elementos de este. pelO no ya en beneficio del sistema. para que ~e desarrollen. Ejemplo: hace más de un siglo. se desarrollen bajo todos sus aspectos. sino que. pero como lo haeian ell la época de la decadencia feudal. apenas se comenzaban a dar los rudimentos de esas imtituciones. s de las nétciones capita!istas. en la época en que el feudali!'mo SI: generalizaba en todos los paises del viejo mundo y no en el período (je su decadencia. De lo anterior se deduce que no es indispensable el desarrollo completo del capitalismo en Colombia. al avaílzar haCIa el socialismo. los que se requieran como prernisas indispensables para el avance hacia e! socialismo. porque en parte. que este sistema atraviese todas las etapas de su evolución. sucede sencillamente que en los pueblos más incultos. tomen cuerpo. ésta no sólo se limitará a desarrollar bajo formas específicas ciertos elementos de la economía capitalista. como tuvieron la oportunidad de hacerla en todas las naciones del continente europeo. lo hacen en convivencia con principios de sistemas más atrasados o evolucionados. de la clase capitalista. Caso contrario se hubiera presentado si en Colombia los rudimentos de la feudi1Iidad hubieran salido a la palestra. claro que bajo modalidades especiales. va a rea:izar en condiciones políticas distintas. tendrá que impulsarIos la revolucion. a desarrollarse simultàneamente con las fuerzas de la economía burguesa. cuando las instituciones medioevales eran liquidadas en Europa. en las primeras solo están en condiciones de atravesar sus faseS más elementales. es decir. ya en ~a actualidad se dan elementos principales de la economia capitalista.

una condición momentanea para el avanse hacía el so(:ialismo i:1tegral. en beneficio de la clase. la influencia de las categorias sociales en la revolución no debe medirse con el criterio simplista dé la democraci=. anti-Imperialista no es con el fin exclusivo de favorecer el desarrollo de la burguesia industrial. por que al ser él la clase más avanzada. fueron impulsadas por la burgues:a y las capas medias. mas si la rnolución colombiana por un aspecto es agraria. tan:poco encaja dentro del concepto de revolución democrático-burguesa. sino además porque en Colombia ofrecen una composición extremadamente heterogénea. a la realización del socialismo. El pest'. del sistema capitalista. tampoco podem:>s concebirla como una revolución derr:ocrático-burguesa ya que en su forma clásica estas revoluciones. a tal punto que están imposíbilitadas para desempenar papel propio. Este contenido económico de la revolución colombiana. la revolución colombian· no puede ser impulsada por la burguesía dado que una fuerle trab¡¡zón no sólo la vincula al latifundio sino que. desde este punto de vista es ignalmente aI proletariado a quien le está reservada la primacía política. parcialmente. en beneficio de esta clase. sobre *:)do de la índole hIstórica de ellas. es apenas uno de sus aspectos. anti-feudal. que en la época actual. como puede verse. incluso la supedita servilmente . solo él está en condidones de llevar la revolución hasta sus últimas consecuencias. no solo por la natur-aleza histórica de ellas. Huelga decir. por las clases llamadas a impulsar la revolución colombiana. concientemente. En estas condi:iones es solo al proletariado en estrecha alianza con todas las categorias oprimidas del campo a quien correspondl: impulsar. siquiera intermediario en la vida polltica.- 47 - benefido de las masas trabajadoras y en la medida en que no entorpezca el crecimiento progresivo del sector socialista de la economia. como las que se desencadenaron en los paises capitalistas. I imperialismo. De ahí ~ue en nuestra revolución el sentido democrático·burguês no es exclusivamente ni el principio ni el fin. dirigir la revolución colombiana y para el caso no imporia que el proletariado no sea mayor/e_ dentro del conjunto de la población trabajadora del pais. sino de favorecer es cierto. ya que ésta realmente entendida sólo se limita a cancelar las trabas feudales para incrementar el desarrollo de la Industria pero bajo una forma capitalista.l abstracta. Mas el hecho de que al proletario le esté reservada la primacfa polltica no excluye el rol que necesariamente tendrán que ju- . Desde otro punto de vista. y. este desarrollo pero bajo el contrel activo de la clase trabajadora y orientándolo directa. Mucho lT. sino con el criterio objetivo del papel que estas categorias representen o estén llamadas a representar en la producción.enos por las capas medias.

por los principios de la dictadura proletaria en extrecha relación con la democracia funcional. la presencia del campes inato y de la pequeña burguesía en la revolución. le pequena burguesía. de la revolución.. el campesinato. especiales. Como se ve. no pueden marchar pOI si solos. Y esta clase no es. se necesita vincularIas orgáni. taca do. en cuar to a la liquidación del régimen latifundista. camente a intereses. de acuerdo con los intereres especia . como el cam .burguesas. su fase momentánea.. propio en la revolución. ni puede ser otra qUE el proletariado. la época en que se realiza la revolución hace que en ésta primen las finalidades socialistas sobre su aspecto democrático-burgués. pero prácticamente será la fusión política con el campesinato y la pequeña burguesía eh la medida que los iritereses especiales de estas capas no riñan Con las tareas fundameritales~ ulteriores. precaviéndonos de ha cael en la casuística. se riecesita vincularlos a uña clase más avanzada que actúe come punto de cohtroI. les que éstas tienen. Los intereses especiales que tienen estas capas de la pobla . no estará ni mucho menos informado por los principios de la democracia burguesa. colombiana encarna el aspecto democrático-burgués de esta. estará informado principal. no exclusivamente. tendrán que jugar papel preponderante en e carácter ami-imperialista de la revolución. el aspecto y las finalidades socialistas en torno a las que se encauzará todo el proceso de la transformación sociai. dentro de las qUE se gesta la revolución colombiana. esto nada tiene que ver con las formas polí. el proletariado sobre las demás cap~s que actúan. por más reducido.. en principio estará informado por la dictadura del proletariado. y las capas medias. Pero estas capas. Eñ cuanto a la forma política. . peslnato y Jas capas medias. ticas de las revoluciones democratico. por ejemplo. en cuanto al carácter del t'luevo Estado. capas cuya presencia la exigen las mismas condiciones históricas. a objetivos más fundamentales. independientemente. por poco desarroIlàdo qUE esté eh Colombia. o en otros' términos. Para decirIo en pocas palabras. dón oprimida hacen que respectivamente. desempeften un papel de!.. y la presencia del proletariado.48gar las demás categorías oprimidas de la población. económica para que por medio de ésta tengan su participación efectiva en la vida política el campesinato y las demás capas aliadas. jue ga un rol preponderante en el aspecto anti·feudal de ella. Mejor dicho. estos intereses. El proletariado viene a ser algo así com<l el centro de gravedad sobre él que se apoya toda la superposición de capas oprimidas.

porque la revolución colombiana no es pura y simplemente democrático-burguesa. sino a un partido político consecuentemente revolucionario. peculiar de la revolución nuestra es BURGU/:. los problemas cuya soludón debe abocar. la base de nuevos partidos. proletaria. las fuerzas de ambas revoluciones no Se dlsrancién ni se contradigan fundamêntalmente como ha sucedido en los paises capitalistas. la confusión de la crisis que la origina. Ala derecha del liberalismo El ala derecha del liberalismo. el contenido histórico. está tan desconectado de la realidad. que se superpongan. y de ]a transformación socialista. capaz de fundirse con el proletariado y todas las eapas oprimidas. sino también su aspecto y sus derroteroi social istas. el liberalismo doctrinario. es decir por una teoria y una táctica fundamentalmente contrapuesta~ al liberalismo. lo mismo que este. Ileg:tremos a la conclusión de que ésta en nada se parece al modo como mecánicamente la han concebido así en la extrema izquierda como en la extrema derecha.. en un proceso especial de desarrollo. y orientado por los principios y tácticas del MARXISMO-LENINISMO. re. los elementos. solo pu~de tomar3e como un síntoma de la desintegración liberal. las clases queia impulsan. LÓpez y Olaya En la actualijad ha continuado reflejándose en las directivas . Porque en definitiva la época en que se realiza. tan rezagado frente al ritmo qe los acontecimientos como el primerc. Esto hace que en Colombia. Y aún suponiendo que lo fuera. Jas fuerzas matrices que la informan. tanto el liberalismo marxista como el doctrinario. por ûtra •. los derroteros sobre los que se va a encauzar. se condicionen.. En este conceplo quedan incluidos no solo el aspecto agrario-anti imperialista cie la revolución. ntes que el principio. y en conclusión. O. la revolución colombiana se presenta como ]a suoerposición orgánica de dos tipos de revoluci6n históricamente distanciados: de la transformación democrático-burguesa por una parte. sino a la inversa. no son ni pOdrán ser sino ingredientes de la nueva poUtica que próximamente vivirá el pais.: modo que ya no !lclo política 8ino teóricamente los liberales marxistas ocupan una posición fal:ia. Por más paradójico que se nos antoJe y a pesar de quienes suelen abusar de los esquemas.S-SOCJALlS TA. no sería al liberalismo a quien correspof¡de in:puisar esta revolución.49y en fin de cuentas desde cualquier punto de vista que enfoquemos el contenido histórico de la revolución colombiana. fleJa el desconcierto.

si fundamentalmente háUanse unhips por un sinnúmero de vínculos.- QO- l. que.•. Este roce interno entre hs inter~ses :ie las clases dominantes casi de un modo manifiesto se está reflejando en'el panorama liberal. Pero hoy lo h~çe bajo formas dlf. Los grupos beligerantes.lpital extranjero.. entre el imperialismo yanqui y el inglés..o el doctrinario han depuesto SUS armas. han definido su actitud ..do la descompo8ición' liberal. La burguesía y el latifundio. en este sentido. no tanto el cpnflicto entre la radicallzaclón de las masas trabajadoras '/ las camarlJlas liberales. En la actualidad la escisi6n se perfila entre el Lopizmo y el Olayismo. entre un sector del latifundio y de la banca y otro de la burguesfa industrial. Esta escisión no es tan importante como para ver en eJla el punto de partida hacia dos nuevas corrientes políticas. Además otro de los motivos que durante algùn tiempo agudizólr.de una reforma agrariapor los procedimientos cristianos de la paz y la concordia.. desçomposici6n de este bando.in la escisión entre el Loplzmo y ~I Olaylsmo es la acritud que tIa tomado ultimamente el conflicto angla-americano. a lo menos en el campo de las cJeçJaraciones y por boca d~ sus caudillos. con· &emporáneamente al incremento de h economia urb. pues par~ce Que tanto el liberalismo marxi15~a com. no es sino sierv-t de la banca y en último término 4. Más no importa qij& les Uderes en quienes se ha personific. esperen P claudiquen.rentes.lo mismo que 14 primera. na. cuanto.en tin de cuentas c1audicilci6n.' el sector de pura extracci6n feudal. los rentistas junto con los b~!1queros profesionales en contra no solo de la burguesia ¡gficola slOp en parte de la burgut'Sia indulStrial. se han vuelto a eStreçhar la mano. se va sintiendo cada vez e(ln más vigor la ausencia de una capacidad de compra para los productos Industriales en la población campesina que vive en las condicionesl de cruda feudalidad. Claudicación o espera? . eutre los diversos grupos de las clases dominantes. es ampliar en el campo el mercado para los productos manufacturados y ello puede obtenerse únicàmente sobre la base . más improductivo del latifundio. no lo es mt:nos que. por encima de ellos el fenómeno continuará desarrollándose aUIl~ue en difen~ntes tonalidades y bajo formas diversas. que se debaten por la absorción de )a América Latina y especialmente de Colombia. 4demás la paUtica económica del gobierno de la concentración ha d~spertado este cónflicto latente porque con ella resultó favorecido el sector más rezagado. )0 único que puede beneficiar más a los sectores bien caracterizados de Ia burguesia industrial.1 çi. más IijJ1 embargo en el fondo de ella se deja entrever. lOB burgueses y los latifundistas de estebando.

el feudalismo logró desarrollase conservando una absoluta primacía sobre los elementos burgueses. las caP. Olaya Herrera -por segunda vez definió algo de cierto inte~ rés. en contraste con lo sucedido en Colombia por ejemplo. intereses del proletariado y en favor del imperialismo. contradicciones que de una manera ""s . mas lo que si debemos abonar'e es el hecho de haber afirmado y especialmente qué' estas afirmaciones Jas haya lanudo el h'1mbre que durante 4 anos de gobierno no afirmó nada. del minoritario grupo de léltifundi •. En Méjico. A es:a actitud política no haY1ecesidad de hacerle ninguna clase de eomentarios.lllábanse separadas por vallas infranqueables. nada franco.to si merece algún comentario. etc. por la descomposición del bando que lo exaltó al poder.ta~. El Sr. A este respecto podemos decir que el prcc~so histórico de . despuès de su actuación del 13 de marzose declaró en con· tra de la reforma constitucional. pues no d~be clvidarse que en tiempos anteriores CI la revolución las capas industriales y en general todas las capas medias no tenían ninguna participaci6n efectiva en la vida poUica de Méjico dado que integro el cootrol del poder estaba en nanas de las castas feudal{~s. en favor del concordato. como puede verse. primacía no solo desele ~I punto de visla económico sino con mayor fuerza aún desde el punto dl~ vistrl politico. Se declaro consecuentemente reacci'Jnario. en contra de lo:.~sionado por la situación. se ha declarado en favor de Éste. acorde con Jas intereses que aspira a hacer tríunfar {fi su política.lS burguesas y la feudalidad no se refundieron sino al contrario Il. y además pr. En la evolución s'Jclal de Méjico.Méjico ha diferido mucho del que SE~ ha cristalizado en la generalidad de los países del continE'nte. concordato. porque nu es solo él qu:en desea encauzar a Colombia pur los derroteres de la revoluciÔn mejicana !Íno que la misma aspiración se está gestando en las izquierdas del liberalismo e incluso en el unÍrismo. por la reforma del concordato incluso de un modo encubiert". curas. López de transplantar a Colombia cel espirHu de la revolución mejicana» 'l es. López. aunque esto último sobraba en sus declaraciones. La evolurión mejicana guarda mucho paralelo con la evolución fU'opea y especialmente en el mojo com/) se desarrolló el feudalisr:lO en Méjico. ha intentado hac~r demagogia anti·imperialista. cuya personificación más viva la ofrece el cacique Porfirio Diaz. existian entre ellas c >ntradicciones fllndamentales.- 51 frente a los probJemas de Jas que se ha ocupajo Ja vieja politi· ca: La reforma de la constitución. ha hecho declaracitnes sobre la reforma constitucional. T)dos estos puntos de su programa se redujeron últimamente al rjeseo que tlene el Sr.

como por las formas políticas que adoptó. Aquí el proletariado. cómo y porqué los elementos feu-' dales y burgueses se refundieron de tal manera que en nuestro -pafsdesaparecían las contradicciones funpamentales entre estos dos f~glmenes. Acorde con esto la pugna entre el lopizmo y el olayismo. no era la del proletariado en alianza con los campesinos pobres. En este sentido la revoluci6n mejicana se presenta como el tipo más perfecto de las pocas y rudimentarias transformaciones de carácter democrático-burgués que se han llevado o intentado lIevar. de tipo exclusivamente burgués. Por estas razones los propósitos del nuevo presidente de transplantar a Colombia el cespíritu de la revolución mejicana· están condenados al fracaso y COil ellos fracasarán igualmente sus prop6sitos de «impulSar la revolución liberal· la crevolución" social dentro de los cauces legales». En Mèjico la única fuerza revolucionaria que sobresalía en ese entonces era el radicalismo burgués precisamente porque no . Esta revolución asi por las fuerzas motrices que la . si es que logra tomar cuerpo. Argentinâ. López aspira a representar con especial deferencia.a cabo en algunos paises del continente (Chile. López por más profundas que sean sus debilidades sobre la revolución mejicana Además no debe perderse de vista que la época en que se inició la revoluci6n mejicana aùn era la época de las clases medias.existia un proletariado industrial con la suficiente formación y por .ende con la suficiente capacidad de lucha para derribar no solo al 'règimen feudal sino incluso para subordinar a la misma hurguesía aob j etivos màs fundamentales.. a intereses más importantes de la revolucl6n.nformaron. si aún no goza de la formación y del volumen que fueran de desear. ya empieza a levantar cabeza y a levantaria con bríos altamente revolucionarios ante los que tienen que temblar DO sólo los terratellientes sino incluso las mismas eapas de la burguesia a las que el Sr. tentjrá que desaparecer rápidamente a medida que se delineen con más claridad las perspectivas de la revolución agraria-anti-imperialista. cómo y porqué esta amalgama inform6 la pOlítica conservadora. puede considerarse como una revolución de tipo democrático. ha informado la política liberal y consecuentemente tendrá que informar la política del Sr. Si el curso de los aconteci· mientos no siguiera como va hasta hoya pasos acelerados hacia la crisis revolncionarla no solo en Colombia sino en el mundo en- . Paraguay)' Qué contraste ofrece la evolución social colombiana con el desarrollo de Méjlcol En páginas anteriores hemos descrito a grandes ra~gos el carácter tan fundamentalmente distinto que ha seguido la evolución colombiana. Muy distintas son las condiciones históricas que hoy vive Colombia.52inevitable condujeron al estallido de la célebre revolución.

de más alta significadon histórica. el clero. más tarde la dinámica de las clrcun8tancias lo obligaría a resurgir que tS lo que se está delineando en 108 . en tercero la b':.nomentos presentes. el impulso del cJnservatisme. estos antagonismos caseros a contradicciones más sustanciales. Esta camarilla. ha tenidc. El Consfl1'atlsmo Ya quedó cefinido en paginas att:rlores cuando éste al igual que su viejo adversario era partido politico. en nL'estros dias sufriria una descom¡::osici6n semejante. Pero nó. ventaja que para la generaIld:id de las gentes es una debilidad pero que para el momento actual de la pclítica colombiana constituye el fuerte.- 53 -- tero. Después de que fue expulsada h burocracla conservadora del poder muchos pronostknon el fin dl:l conservatismo. Cornu se ve.)sas la burocrada y el cura bastábanle como resortes de acción.erales. más de secta rellgiosa que de partido politico. sufriría una cr.de el punto de vista de las clases dominantes de la ciudad y cel campo. las contradicciones inherentes a ella y haya pur tanto desistido de sus propósitos •• innovadores)) desaparecerá el «loplzmo •• y en cambio de:. en contraste con el movimiento liberal. y siguiera un rumbo distinto. pudiéramos decir. pues si hubiera t~nido la misma suerte de éstc. tuvo la suerte de no ag-rupar en sus filas a las grande~. capas de trabajadores. podria esperarse que la pugna entre el olayismo y el lopizmo. Ma~. López haya apreciado :a realid¿td viva del pals. en segundo un reducido grupo de industriales y de banqueros profesionales. de artesanos y de pequetia burguesía que se aglutinaron en torno a la bandera seductora del Ii· bt~ralismo. la dialéctica de los acontecimientos desplaza. no necesilaba serIo pues entre otras c. aSÎ en su organización como en su táctica. Y en conclusión podemos sostener que la pugna entre el olayismo y el lopizmo.s concleneia el estado actual de cosas al definir terminantemente la política reaccionaria de todéls las clases poseedoras. entre los sectores más rezagados de las clases dominantes y las capas industriales se desarrollara con alguna seriedad. Una gran ventaja ha tenido el conservatismo sobre su adversario. siempre. Por ahora nos IImi· tamos a t\lgunas consideraciones ger.rá el olayismo sencil1éifl€nte porque él ha interpretado con m3. nu ha sido ni podia ser partido de masas cemo ~i lo tue el liberalismo. Y trlunf¡:.isis de Igual profundidad.trocracía y (omo el espíritu de toda esta superposición de capas. triunfará el olayismo. El conservatismo ha tenido como basl~8 sociales en primer términ J la gran capa dc la aristocracia clJTal. pero en rea· Iidad ti ec!ipse de! conservatismo SÓ!ú seria momentáneo. a sus filas afortunadamente . es decir. después de que el Sr.

como el liberalismo de izquierda y demás corrientes que se destacan en la actualidad. un partido Intermediario. Cuando el cunirismo. la disciplina que ha logrado cult¡"ar en sus filas. el principio del partido que hoy necesitan las clases dominantes: el Partido ReaccionalÍo. está minando de pies a cabeza al iberalisrno • . !está condenada a disolverse en todos los ambientes.:> campo donde se encuentra en nuestros días material disponible. màs definido para la reacción. El contenido reaccionario del conservatismo. más apropiado. punto de intersección pudiéramos decir. Además los puntos de vista reaccionarios del conservatismo. las más Inlas menos llamadas a sufrir más tarde el fel. de la pequel'la burguesía. vale decir. en las más distanciadas direcciones. las fuer2as llamadas a impulsar las nuevas ::ate~orías políticas que cobran raigambre en la realidad colombiana • . al contrario.. gracias a la composición social que ya esboszamos. pues. Orientánd onos por el espíritu del movimiento pudiéramos considerársele como un partido de la pequena burguesía. Pero la falta de consistencia económica en la pequenl burguesía colombiana.para separarse luego. hacen que él. afluyeron c:apaces de evolucionar. En las camarillas conservadoras. es decir. sea menos afectado por la crisis política que hoy vive el paIs ante la deserción de las masas. Es cierto que hace poco. durante breves lap· 50S trató de eclipsarse y en la actualidad con más fuerza la historia vuelve a justificarlo. no solo le sirvieron ayer para mantener el equilibrio entre las fuerzas bUliguesas y latifundistas. la heterogeneidad en las capas que la consti. sino en parte son los que se necesitan en nuestros dias. en sus filas es el únic. como lo seftalamos en capitulos an- . La historia le dio razón de ser. El Unirismo El unirismo. no es ni podrá ser otra cosa sino válvula de escape momentánea ante la desccmposicion de los antiguos bandos y. son en la actualidad obstáculos suficiéntemente poderosos para que siga una ruta política independiente.lómeno de la radicallzaclón. a otros se les antojó el principio del movimiento fascista. Del conservatismo podemos concluir que ya no es simplemen te un ingrediente para la nueva polltica sino la base..se constituyó como organización independiente. en el que se unen. Más aún. tuyen. frente a las amarillas liberales. ya no para mantener el equilibrio sino para sostener este orden de cosas dia a día más vacilante. simultáneamente. lo que hoy como lo viOWS anteriormente. muchos vieron en él el derrotero político de las capas medias.54las capas más reaccionarias de la sociedad. reformista.

es falso considerarlo cornu un p. en la agricultura o en el comercio. el profesionalismo. el cambio efectuado en la correlación de fuerzas de clase. y para concretar. una a~. un procedimiento más factible para triunfar. es distinto. En consonancia con esto. porque los fundamentos de clase de nn partido no se pueden precisar según el espíritu.plración cuyo éxito lo ven preilado de dificultades. es un verdadero . Asi pues. pueden confluír al frente revolucionario siempre y cuando que Se les acj. Cuál es la fisonomia pallUca del . desempefló un papel bastante connotado en la arena poIitica del pals. Que realmente nO re:sponda a Jas necesidades.unlrismo· ven ellas que se lucha con menos dificultades.- 55- teriores. Hoy por hoy. hay que. I~.:roblema para ellas. sinn ~egùn las clases sobre las que ese partido 10gre ejercer influencie: directa.ario tener ef) cuenta las condiciones de h~cho que le dan vida al movimiento cunirista». Todo esto hace que la masa. pueden constituir el resorte principal del movimiento reaccionario o del cmanzani1laje» si es que éstt~ no logra ponerse una in::tumentarla más estilizada. segün la indole de las capas sociales que lo respalden. a interpretar sus necesidades. para apreciar más de cerca la orientación política que siguen los grupos medios ea lomblanos. R. tiende a eclipsar el peso político de las capas medias y aisolverlas en los nuevos frentes de lucha. El cunlrismo" aparece a raiz de la descomposición de los bandos tradicionales. el unlrismo -que como 10 veremos en seguida no es un partido pDlítlcotiende a apoyarse sobre el proletariado urbano y sobre la población campl~sina.J U. pueda dar satisfacción a sus necesidades. el Partido Comunista y 1. la Intelectu 31idad. debemos basarnos en la misma composición de éstos. En el . la actualidad sino dos nuevas banderas. 1. Pespecto a qu'~ el comunismo las pueda llevar al poder. les promete redimirlas aunque par caminos diferentes. ta n desarrollados en Colombiél. la mentalidad de sus dirigentes. N.~Tte a extraer jugo. no veil er. reconoeerlo así.:¡rtld{)peqJefio burgués. antes que en la pequeña burguesia de las ciudades está enraizándose en la pobla::lón rural y en algunas capas dd proletariado Industrial.unirismo»? Para contestar 2 esta pregunta es neces. Elcunirlsmo». La burocracia. sin pararse en discuciones de principios -pues acorde con su modo de mirar las cosas por la superficie crèe que unlristas y comunistas persiguen los mismos finessiga la bandera unirista porque ve en ella un derrotero más corto. . en cambio el «unlrismoll les ofrece igualmente Innovaciones fundamentales. que sobre los militantes de esta organizaciÓn no recae tan sistemáticamente la persecución policiva como s3bre los comunistas. pero en la actualidad.s masas desvlnculadas del liberalismo y del conservatismo. Los sectc:res que tienen su base en la pequefia industria. a los cbjetivos básicos de la masa trabajadora.

de jacobismo liberal e indumentaria fascista. paralelamente en una época en que el movimiento obrero aparece con empuje altamente revolucionario. se explica por una razón muy sencilla ya la par Inadvertida. en sus comienzos. sino en una época en que la revolucion se abre cauce con el impulso férreo de una necesidad bhtórica. contra la vacilación de sus dirigentes. El clUlirismo" al principio quiso ser un partido reformista. es apenas un momento de transición entre el desquiciamiento de los antiguos partidos y el proceso de formación de las nuevas categorías políticas. de esta consigna: ¡HECHARL.1 fascismo.inadvertidamente. preci~amente porque malchaban acordes con aquella conHsigna. como ya lo sostuvimos anteriormente. instintiva y cali . vacilantes. con brios más o menos revolucionarios.A TODAI Aqui es precisamente. ' Es en virtud de esto que el cunirismo" no ha podido adquirir . mien. como una mezcla extrafta de socialismo utópico. busque los derroteros que lo han de conducir a la realización de esta formidable tarea. que tienden a constituírse sobre la base de los antagonismos Inherentes a la organización económica del pais. y entonces. y vemos que en la actualidad se perfilan en e) seno del unirismo dos tenden· cias. que no existen poslllilidades reales para el progreso de un partido reformista. Ello impaca.56Pero. Se presentó.. hacia las «sectas" que ayer no más eran minoritarias. las masas apoyan a los partidos Indecisos. donde las masas se revelan contra sus antiguas vanguardias. las masaS marchan instintivamente hacia la revoluclàn y si tienden a seguir )a bandera unirista y no Ja comunista. Por el hecho de haberse constituido el "unirismo" sobre la base de la descomposición de los antiguos partides y. partido que pudiera ser encar!1ado por e! cunirismo" . Pero. Esto hace que el pueblo trabajador. tienden a seguir y siguen)a línea de menor resistencia y. Pero )a experiencia viva de la lucha. y una clara conciencia de su fuerza las empuja de lleno hacia la extrema izquierda. casi in'Visibles. y por otras muchas circunstancias. sin embargo.. y la otra que tiende . a la reacción. definidas. es cuando se apoderan en su ·totalidad. porque Jos movimientos revolucionarios.tras tanto. y aún del todo no ha dejado de serIo. consecuentemente. NÓ debe perderse de vista que los trabajadores de Colombia emprenden la lucha en una época en que ya no sólo actùan los ~m6viles de ciertas reformas sociales. más que a optar pOf tIna orientación consecuentemente 'revolucionaria. fundamentalmente opuestas: la tendencia marxista. a la larga las convence de que no se pueden redimir sino únicamente sobre la linea de resistencia máxima. )a irrupci6n popular en el campo de la lucha 'de clases. ha rE'percutido notablemente en sus filas.

de exponer plataformas. no basta para que todas las organizaciones que hagm presencia. por las diversas ~apas (. que subsisten. unos como p<lrtido revolucionario. Los grupos intermedlariarios. si con él se consiàera al cunirismo') como uua fuerza revolucionaria. mera Iín~1 las contradicciones sociales (e mayor significación. ml'jor dicho. donde no actúan en pri.s.te. prácticamente se ven presionados a formar frente único con los dos grandes partidos entre los cualef.:. por el mayor o meuor número de perspectivas para que èstos se exteriorizen en toda su vitalidad.~ de clase. pl)r eso en la situación actual. consecuentemente de acuerdo con una u otra orientación pDlíti:a de las únicas que hoy tiemn razón de ser no s610 en Colombia sino en el mundo entero? E'3 decir. Porque en la ac:tualid~d el hecho de hacer agitación. por el ritmo de los antagon¡smo. no s110 por las pecullaJidades del desenvolvimiento de cada país.57la fisonomi.)!. cuando las cuestiones secuildariar¡ ceden su lugar ~. y muy especialmer. de un partido moderno. es decir. de un PARTIDO POLITICO. et número o volumen de Jas partid.' sectores que com:tituyen c:¡da clase de la srr:Íedad. Es esta polarización de fuerzas el rasgo más saliente que drec~ el panorama de la política contemporánea. de indole secundaria. con una categoría especial de intereses que lo respaldan y le dan vida. tendríamos que darle m'!I :no título ai sociaiismo cristiano o al fascismo. Pero este es un criterio falto de solidez. Las agrupacionel. los problemas de más 21ta inportanci'i para el d. pueF. En épocas normales.:sarrollo histórico. de destruir el pasado.::orrientes poH!icas es: destru:r o defender violentamente el orden de cosas existente. sino .. La existencia de jJartidos politicos propiamente dichos. mêS cuando vacilan los cimi~ntos del orden d~ COSaS vigente. se SlIple pot su vitalída. otros come un partido contra-revolucionario. de Inlquid:'ld. intermeciarias solo son apéndicis de estas categorías políticé. la pil~drâ de toque para Iodas las . está condicionada. se asimilen a la categoria de partidos.Jara las diversas clases o capas de la sociedad.. apenas se plantean problem. ya que éstos se expresa de igual manera. cada uno con un ::umbü propio para conqui5tar el poder. Se ha declaraào el «unirismo". se decide el destino de la S'JCÎedad. surgen numerosos' partido~. Inte:41'al. .!:. sino también.a de un nuevo partido. ¿tiene toda 'la madera para car1cterizarse como un partido de la Reacción o de la Revolución? Nó! Quienes miran las cosa5 superfiLi:lI o sectariamente consider"n al cunirismo». los primeros lo consideran as! porque en el uniriEmo se habla de revolución. cada uno con propias inclinacionef.revolucionario se basan en su indumentaria fascista. Quienes lo han interprerado como ê r tido contra.i mediante un proceso de reagrupamien:o por la base..

la agitacion unirista. el desco!1cierto Que los ha originado. Què otras perspectivas se abren ante el 'unirismo'? Es probable que siga desempenando el papel que hasta hoy ha desempenado: agitar y nada más que agitar. proviclonal. que se irán delineando. indeciso. capaz de responder a su intensidad. condenan a las organizaciones Que tratan de e n c a u z a r los. Pudiéramos decir que hay grandes partidos sin movimiento y grandes movimientos sin partido o. sino según los marcos de la realidad económica dentro de los cuales se desarroIJan. definida. según las condiciones especiales en que actúan. o a la inversa. es posible que tOme el poder y en el poder la situación puede plantearle la alternativa. n o s e r mas que meros juguetes de las circunstancias y no fuerzas activas del proceso histórico. tan pronto están a la izquierda como a la derecha. Incluso con este carácter. 'Ios hechos de la vida social. no n08 es dable catalogaria en uno u otro sentido. Incapaces de asumir una actitud terminante. o de ser un régimen sistemáticamen- . pero un movimiento sio orientación clara. de ser un gobierno de transacci6n. que captamos las cosas. sin cauces prellisos. se dan tambien grandes movimientos políticos Que no están informados por una ideologia lo suficientemente sólida. tan pronto le hacen el juego a la burguesía como ill proletariado. que pueda reftindirse con un partido que conozca de antemano por dónde y hacia dónde va. pues. lo repetimos. De modo que una de las perspectivas del "unirismo" es fa de convertirse en un moviMiento de masas. pero sin una orientación clara. no ha adquirido la envergadura de un partido y. hoy por hoy. es apenas la indumentaria. es. una válvula de escape momentánea. de la misma manera Que hay partidos políticos sin un movimiento correspondiente en la masa qUe corresponda a la magnitud de sus fines. Esta clase de movimientos politicos. acometan la lucha con perspectivas más serias. a. concientemente trazada a tono con las exigencies que la situación actual tiende a pl:lntear a todas las corrientes politioas. que viven más por espontaneidad Que por el control de un partido. hasta verificar su ruptura completa. Pues. sino comO mero movimiento sin rumbo preciso. a medida que las masas se radícalicen. ílaclda de la desintegración de las viejas camarillas. solo contribuyen a complicar el caos. son impotentes para encararse en uno u otro sentido ante los problemas de la hora. no por sus meras apariencias. Es probable que se convierta en un movimiento de masas con extensión nacional. Como punto de transición. el «unirismo» agrupa en su seno fuenas diametralmente opuestas. por lo tanto. si de esto tiene algo. marxistas.58Para nosotros.. si las circunstancias los exaltan al poder. como fuerza revoluclouaria.

paralelamente. Que hoy existe en COlombia. reaccionario. sin basamento histórico que le de fisonomia de paltido al estilo contemporàneo. es un pt nto pequen~" casi in~ign¡ficante. la base para ese partido. ==0= En síntesis. partido consecuentementp. definidar. forrrltlción suficIente que haga de él un partido revolucionilrio efectivo. sin embargo. La posibilidad de que el unlrismo se convierta en un movimiento popular.inl1 en la generalidad de ¡o:. dejará de ser "u". cOntïastando::on las demás fueizas pülíti:as. es el LÍn:co del que podemos de:ir clJn toda libertad que es un. tend. en estas condiciones.cutir!o aqui. pues él. pero en fin de cuentas.! organizac!6n de hombres de iJuena voluntad" y. practica mente. su descomposici¡)n será inevitable. pese a su escaso volumen. acorâe con el cé:Jmbio efectuado en el desarrollo de los acontecimientos. a lo menas p'Jdemos decir de él que I~S d principio. paí<:cs ha cometido errorES y err(lre~ fundamentales de aprecIación. de táctica. de modo más consecuente. está condicionada por un factor de capital irnportal"cia.J?nte revolucionario y el único. es un hecho que reconocemos a pesar de la est-echez sectaria de sus dirigentes. Para poner fin a este capítulo. El comunismo no selo en Colombia. El Partido Comunista Del partido comunista na debiéramos hablar aqui. revolucionarias se estructur<ln con más vitalidad. capaz de ponerse a la altura de los acontecimientos. y con su propIo centro de gravedad. f3scista y. podemus €'sta crisis la ha originado directamente la ctescomposici6n a estuconcluir: de los . es t:sta posibIlidad seria: si la Internacional C!lmnnista no cambia fundamentatmente de tá::tica.. :. no es el caso de di!. SI el curso de los acontecimientos presiona a 1. dedicado diar la crisis política que hoy vive Colombia.1S clases dominantes a constituir su partido propio. Si aùn no ha adquirido I:J. entonces el nnidsmo está ante el peligro de disolverse ~n los nuevos derroteros de la po'ítica colombiana. Uil punto. Pero io que nf) 03Sélmos inadvertidos.. las fuerza:. mar.- 59- te contra-revolucionario. entre todos los que aspiran ~ este titulo. p'~ro no un punto de intersecci6n como l'Is demás fuerzag. .á que p:merse al servicio de ios explotadores o de los despe·seides.~s cierto que ell el panorama 2r:tual de /a política colombiana el comunismo es apenas un punto. la revol ución se retras uá mediante el advenimiento del fsscismo al poder o la IV INTERNACION/~L dejará de ser un proy£cto del «contra-revolucionario Trotsky» para convertirse en una realidaà necesaria.

En apaJÏ~ncia n\:s hemos desligado de nuestro tema principal para detenemos en la evolución política de Colombia y en un estudio de la situación actual acerca de los diversos grupos o partidos. se necesita la desintegración. está obligado a imbuirse del ambiente qUI: 'esta orientación ha cristalizado en la mayoria de las masas. liberalismo doctrinario. no tiene pnrque extranarnos repito. de las fuerZas que actúan. las más diversas tendencias que se deriven de la vieja política. que sea este el terreno en qUI: se está cristalizando el proceso de la evolucibn poUtica colombiana. para que de èl surja una estructuración más definida. retrógrada. y "rincipalmente. en esta como en cada una de sus válvulas de escape momentáneas. no puede hacerl) pues entollc€'s no se presentaría con un ropaje popular. sino como expresiones más o . etc. a medida que se aviven los antagonismos sociales. de la indecisión. fascismo criollo y las que se han de incorporar activamente al movimiento revolucionario. ~e desmascara como una ~firmaclon absolutamente conservadora. más vigorosa. fuerzas fundamentalmente antagónicas. de la insurgencia de las más variadas tendencias politlcas. y la tendencia social-cristiana del conservatismo. que es la . en medio de la desolientaclón.60'viejos partido~. ni menos aún como bases correspondientes para nuevos partidos. el caos. CAPITULO VI Carácter doctrinario que puede adoptar ti movimiento fascista en Colombia. Además. La desintegraciÓn se ha creado momentáneamente sus válvulas de escape en las que confluyen y a la par se delimitan. del caos. No tiene porqué extranarnos el que sea en medio del desconcierto.. lopismo. como podemos entrever los rasgm principales que caracterizarán el movimiento fascista en Colombia Todo movimiento político por más opuesto que sea a Uné¡ orientación ya existente. se gesta n los elementos más contradictarios de la$ nuevas categorias políticas que tomarán vida a medida que de la crisis se salte a una definición de fuerzas. del caos. en una palabra. el movimiento reaccionario. liberalismo de izquierda. Esto hace que todos los seudo-partidos. He ahi como en la actualidad en ningún pais. pero es gracias a esto.menos diferenciadas de la crisis politiea que en la actulidad atraviesa el ~aís. no se puedan considerarse como pa!tidos. fuerzas revolucionarias J fuerzas conservadoras. la agitación fascista. las que pueden integrar la reacción o el . unirismo. no debe olvi<4irse que asi en la Historia como en la Naturaleza. A través de los capítulos anteriores el lector podrá encontrar la explicación de e~te hecho.

de fuerzas propias. el papel que en condiciOnes distinta~. este partido sería el punto de desemboque p/lra las actuales preocupaciones revoiucionarias del pueblo trabajador. impuisadas por una necesidad imperiosa y los políticos de la burguesia \0 hacen no solo por no quedarsen a la zaga de I movimiento popular. lo hace en una época ~n la que las preocupaciones revolucionarias o pseudo-revolucionarias se agitan no solo en los Buburbios sino incluso en los centros dirigentes de ia política. Pero no. A su vez. valièndose del oportunismo.. debilitaría ci impullio del movimiento obrero.! demagogia ânti-capitalista. a desplegar un. se oponen a la formación o al auge de un partido intermediario.- 61 - condidon esencial para que la agitación fascista tome incremento. entorpeœría sus cauSt:s y en pocas palabras. allnque entre Jas masas que necesitan la revolución y los dirigentes burgueses que también les hablan de «revolución. viose obligado a hablar de «revolución. donde el movimienlo fascista se ha presentado con un contenido crudamente conservador. En Alemania. consideradas por la base económica que las sustenta. si se tiene en cut::nta que están sometidas a la tutela imperialista. lo traicionaría a semejanza . si surge el movimiento fascista. no se sienten capaces de ddinir su actitud francamente reaccionaria ante la~ necesidades y objetivc~ del movimiento cbrero. conquista raigambre en las masas. Si en la época en que vivi 'l10S fuera realmente posible la formac:ión de un partido social-demócrata. pese a t)das estas circunstancias. el rltm0 de los acontecimientos. la realidad social del pais.te apoyo no lo han perdido definitivamente. retardatario. En Colombia. pero en la actualidad.no para captarse a las masas pequel'i-burguesas y a los ~:ectores más rezagados del prcletariacto.1el socialismo europeo. el N azcis. y donde empezó a desarrollarse en una época en la que eJ alto nivel revolucionario del proletado europeo se debilitaba ante la traición :ínica de la social-democracia. el movimiento fascista. Desde el punto de vista político se han sostenido graciliS a que lograron apoyarse sobre las capas populares. de un lado su pa· pel prácticamente contra-revolucionario y de otrn. hay la diferencia de que las masas la quieren instintivamente. valE decir. En este sentido vendría . atenuaría la lucha de clases.:¡ de~empeftar doble papel. . hubiera pOdido desempel'\ar un. si Iflgra tomar impulso tiene que presentarse con un cariz pseudo-revolucionario. socialista. son extremadamente débiles y tant:> más cuanto que han carecido de vida. También en Italia se habló de «revolución fas:ista'". en parte. sino porque. es decir. refl)rmista. a lo menos día a día no deja de ir palideciendo. las clases dominantes del pais. Todo esto nos inclina a creer que el movimiento reaccionario en Colombia. si e(.

Otro tanto podemos decir del sistema de producci6n capitajjs!a como una etapa determinada en el desarrollo económi-::o de la Humanidad. insurje impulsado por ciertas circunstancias y entre otras la más impor- . la capéIcidad de lucha de las clases. fundamentalmente no le aporta nada nuevo a la sociedad burguesa. al imprimir[e nuevas modalidades a la economía o a la vida de la sociedaj. respecto al papel que desempeña el fascismo. acontecimientos que. recrudecida y f:Jrmalizada». porque el mismo proceso de la evolución capitalista lo ha çreado con la fuerza con que del Librecambio. actúa como condición para su desarrl. ni mucho menos. Entendida de esta manera la necesidad histórka podemos decir que el Fascismo propiamente hablando.:uya aparición actúa directamente la voluntad humana. a informar una organización económico social distinta al sistema capitalista. en c. responde o no a una necesIdad histórica. si4 no que ha vigorizudo y sacado a flote -ya no solo para los países capitalistas sino incluso para los pueblos más rezagadoslas contradicciones que le imprimen su vitalidad a la revolución social. y sobre todo si este hecho. no le imprime tendencias o modalidades distinta~ a la evolución de esta. A fin de esclarecer más nuestro concepto de necesidad histórica debemos agregar: para saber si un hecho. no es. no responde a una necesidad histórica. de los ltombres. ya quedó definido como un hecho escencialmente reáccionario.63 cimientos que ~e verifican no tanto por la acci6n directa de las leyes históricas cuanto por circnnstancias de hecho especiales. que el Imperialismo ha sido una necesidad histórica. También porque el Imperialismo no solo le ha imprimido nuevas modalidades~a la economía capitalista. En segundo lugar porque el fascis'1lo -y nadie podría sostenerlo==. Por ejemplo: si el p~rjodo napoleónico fue una necesidad histórica y cabe enfocarlo a tenor de este concepto la derrota de Waterloo t10 podríamos explicámosla de la misma manera. pasó a la época del capital Monopolista. un acontecimiento determinado. De otra parte. mo. de los partidos. so pc:na de caer en el más grosero fatatis •.no se uecesita como una con lici9n indispensable para la evolución ulterior de la sociedad. es necesario aveïiguar si tal hecho o acontecimiento cobra una fuerza inevitable purque así lo exigen las tendencias inherenies a una organización social en dete:-minadas condiciones de su decarrollo. pues de lo contrario prácticamente caeríamos en el fatalismo. no cabe explicarias por el concepto de cnecesidé-d histórlca-. es un fenómeno politico relativamente nuevo pero sin que él va· ya.lIo ulterior . como fen6meno politico.. Primeramente porque el Fascismo como »reacción burguesa. Conforme: a este concepto de necesidad histórica podemos de· cir por ejemplo.

He ahí porqué gran parte del liberalismo muxista. Necesidad histórica es todo aquello que se realiza o tiene que realizarse. sobre todo el Unirismo si logra orientarse más consecuentemente.. la intensidad de ia lucha. sirve como condición p. si logra dssarrollarse. como revolucionarias sinceros y en la meaida de nuestras fuerzas. La posibilidad de que el movimiento fascista colombiano.)luci6n social sino porque.donos especialmente en la experiencia europea. con más o menos fuerza. Al definir de esta m3nera el concepto de necesidad hi$tó.. no bosquejásemos a grandt:s rasgos la ofÍentacióu anti-fascista basár. de la tendencia soci]l-cristiano del conservatismo. informar el movimiento reacciomaric..62partido socialista como válvula de escape ante la radlcalización cada dia más pujante de IdS masas. no solo porque echa sus ralces en el mismo proceso de la ev.. no solo debe organi!arse como partião sino adquirir plena concienciade esos fines. el que para cumplir sus fines. Ante todCl debemos concretar el conceDto de necesidad histÓrica ei que pan no caer en divagacionef. sino porque solo ellas pueden darle una verdadera Estructuración política al movimiento fascista. y. al efectuarse. tienen y pueden conquistar raigambre en la masa.. Poca atensiólI se le ha concedido a este asunto y es así como en los medios marxistas riO existe una opinibn concreta acerca de él. \ .•. Desde el punto de vi¡ta doctrinario es probable que se presente con un carader pseudo-marxlsta. Pero ante todo debemos resolver Esta cue. pueden impulsar.. no solo porque estas tendel1cias.tión. se presenta bajo un doble aspecto la viene a reforzar la crisis política que hoy vive el pais y de la que en otro lugar nos ocupamos ampliam~nte.ica nos hemos cuidado de dif~renciarlo de todos aquellos aconte_o'" . son los elementos politicos principales que. inÚtiles. a lo menos en la actualidad. y lo que es más.revia para nuevos procesos de desarrollo. CAPITULO Orientación Gnli-fascista en Colombia VII Seríamos inconsecuentes si después de haber estudiado ampliamente las posibilidades de desarrollo para el movimiento fascis ta en Colombia. que no obstante su apar:encia académica abrIga en el fondo una cuestión política de capital importancia: es el fascismo ur:á necesidad histórica? De la c'Jncepción que se tenga de este problema depende el modo de orientar lucha contra el Fascismo. nos vemos cbligadcs a resumir hasta donde !lOS sea posible.

"or una mejor madurez en estas vanguardias: . con plena conciencia de lo que hace o se propone. no como imaginan los op<vtunlstas o los cobardes. se explican por desaciertos o debH 1idades en t~s vanguardias revolucionarias. en primer lugar. La realidad e5 esta y es preciso aceptarla.voluntad humana actúa más directa y conscientemente que en litros hechos de la existencia social. Asf. De esta manera la política deviene no un elemento pasi VO. O también solo quienes no tienen el valor suficiente para reconocer sus propios errores apelan a este recurso para encubrirlo911 El fascismo en Ale. es necesario distinguir en ésta dos categorias de fenómenos. 'poruna -necesidad histórica'". no empleó una táctica efectiva para conquistar a las masas de la social-democrácia y es· pecialmente.ld de lucha. por medio de los part:ldos. fn 10 tocante al nazcismo alemán. porque está de sobra advertir que la política no E: s sino un refl~jo vivo de la realidad económica. sino un factor dinámico.ara adaptarse a las circunstancias sino incluso para ponerlas al servicio de sus fines . solo quienes gustan de Jas voluptuosidades académicas tienen que recurrir ::alas leyes históricas para explicar el advenimiento det fascist¡p justlficándoJo como una -necesidad histórica". débese sencillamente él que se trata de un hecho politico. de un lado los fenómenos sociales propiamente dichos.= 64 = tante es la de que se presenta como una antHesis del movimiento revolucionario. porque el Partido Comunista. y si a un fenómeno como el fascismo no nos lo explicammi bajo el concepto de nec. asl por ejemplo. es decir la Política como expresión viva. actuante. por ejemplo. que ha obtènido y pueda obtener. mera charlatanerla. Con eIlo no querE:mas ni mucho menos separar la vida política de la realidad económica y presentarlas a la manera casuística como categorias independientes. y de otre. Porque en lo correspondientl~ al rol que desempeña la voluntad humana en la existencia social. fracasa o triunfa. si un mo· vimiento político. dinámica de las contradicciones sociales. el hombre o. Y he ah' cOmo. porque la cobardla y toda la serie de traiciones de la social-democracia te propiciaron el terreno y"en segundo Ingar. Sus éxitos. cada clase de la sociedad. Lo demás son pretextos. no solo ¡. los fenómenos politicos.rnanifl triunfó.esidad histórica. más claramente. Si distinguimos )a política de los demás fenómenos colectivos. si no para conquistar a lo menos para neutralizar·4I las capas más oprimidas de la pequena burguesía. con una amplia capacid. en situaciones determinadas. . se explican. el único que no ha claudicado en su lucha anti faseista. reacciona o actúa sobre el medio social mediante la polltica. es porque en ella a .. de las doctrinas pollticas que ellpresen conscientemente SIIS intereses 'Y necesidades. sus fracasos se explican por una mejor dirección.

la estructura. Fue flor esto y no tanto por las leyes del deterrr. Mas si no recurrimos mecánicamente at determínlsmo bistórlco. vitalidad.lmilarse cualquier otro género de circunstancias. el triunfo del bolchevismo en Rusia. el espiritu. Y he ahi como en la J. mientras más inteligentes y eficaces sean sus métodos de lucha. donde está por decidirse la suerte de una época parece. es necesario buscaria. para Imponerse como una etapa final de la evolución ca pitallsta. el alto nivel politico del Partido Bolchevique. no encontraremos nada sorprendente en la l~oma del poder por los bolcheviques. el triunfo o el desarrollo del fascismo.. Por todas estas razones en la vida polftica el determinlsmo es hasta cierto punto desplazado por lo que algunos sociólogos de la burguesia y entre otros Rodolfo Stambler han llamado TeIeología. prácticamente está condicionado por la vitalidad. porque si apelam~s al determinismo histórico. no es directamente el determinismo quien desempefía papel preponderante. Además. que el partido bolchevique. en su capacidad de lucha frente a otro movimiento poUtico que obra en sentido contrario o en su capacidad para a. por ejemplo. no debe olvidarse que vivimos en un periodo de crisis integral de la sociedad burguesa. si no por el alcance de sus propias fuerzas. no tanto en las bases histór icas que le dan razÓn de ser. logró conquistar el poder en una de las naciones más atrasadas de Europ '. Y lo mismo que en el momento álgido de las batallas los beligerantes no se gulan por la raz6n o el derecho que los acompafte. y así nos explicaremos est4~ caso por la vitalidad del partido. si no el grado de conclencia. la capacidad de luchar conscientemente en torno a determinados fines.inlsmo histórico. En conclusión.lclitica. superior y aún en comtr2lste con todos los partidos obreroS"de la época en los que se reflejaba vivamente la podredumbre de la II Internacional. como si el determlnismo histórico se desplazase de la escena. sino para nacer como movimiento politco si para conquistar . de los partidos que actúan. sino además sabemos estimar en toda su plenitud. menores serán las posibilidades que tiene el fascismo. inmediatamente nos damos cuenta de que 'el volchevismo ha debido triUilfar primero en las naciones más evolusionadas y no en Rusia que era el pals más retrasado del mundo capitalista.- 65- la expUcación directa. De otra manera no podríamos explicamos. por el nivel politico de las fuerzas revolucionarias. la vanguardia más firme de la revolución mundial. tamblèn en los periodos de crisis sociales. por su rica envergadura revolucionaria.la capacidad de lucha de lase lases. y he ahi como las .el poder. cuanto en su . El fascismo no es una necesidad histórica. objetiva. es decir. mientras más sólidamente estructuradas estén éstas. es un fenómedo politico especial que surje bajo la presión de ciertas circunstancias.

) Nuestro deber de revolucionarios le ha limitado a senalar este peligro. Y. En Colombia ya se ha escrito sobre el fascismo. quién vence¡:á primero. Para sustentar esta tesis se parte de la concepci6n mecánica de que el fascismo surje como la eX1>r~sión política del Capital Monopolista o del período decadente del Capitalismo. Argentina. como lo vimos en ~ap(tulos anteriores. He ahí porqué en la actualidad para el movimiento revolucionario el problema fundamental no concist~ pura y simplemente en la transformación violenta del presente orden de cosas. el fascismo. si se tiene en cuenta que aqui la orientación antlfascista está en condiciones de asimilarse las más diversas experiencias del fascismo europeo y de la lucha antifascista llevada a ~bo por el PROLETARIADO de los países capitalistas. que por una resultante de las propias exigencias del desarrollo economico del pals.netraclón imperialista. sino la capacidad de lucha. Mas ello no niega. pues junto a ef>ta cuestión histórica fundamental se planea a la orden del dia otro problema polítICo de no menor trascendencia. mas ya que hemos sefíalado el peligro debemos preconizar los métodos más eficaces para contrarrestarlo.ocupan una posición mucho más ventajosa. de la misma manera que sf puede aparecer. en las que. En Colombia. sino también a aquellas. de 108 partidos que actúan. el faclsmo es un caso exclusivo de los países capitalistas. en el orden del tiempo. Brasil. solo se c1rcunscrlba a las naclones industrializadas. por estas razones a las fuerzas leveluclonarias lei es menos dificil luchar contra el movimiento fascista. Pero esto no implica que el fasclsmo. surge más por una Imposición artificial de tas clases dominantes. como fenómeno político. las proyecciones mundiales del movimiento Jª&cista. Aquí ya no es la nectsidad histórica quien 4eclde. el grado de conciencia de las clases. sino según el poder de SUI propias armas de combate. el Comunismo o el F~scl8mo? SI para \ los paIses capitalistas el fascismo no es una necesibad histórica mucho menos puede serio para los paises no industrializados como Colombia. tanto por las fuerzas propias de su desarrollo.ntldo tiende a presentarse ·en Colombia como ya se está presentando en paises d~ la misma lndole (Chile. Y en este sl. según ellos. sostienen que él no puede desarrollarse en nuestro país porque.= 66 = fuerzas beligerantes ya no luchan según una necelldad histórica que jUltl£ique sus aspiraciones. contrarrestar más efectivamente el peligro fascista elll . toman cuerpo las contradicciones destlnadai a impulsar la transformación revolucionaria de la sociedad. como por la pe. Y para. O por obediencia a las insinuaciones de ]a burguesía imperialista. Casi todos los que han enfocado el tema en lo toçante a Colombia.

es decir conquiste a las capas medias y a los sectores más atrasados de la población rural.67 'Co:lombia. p')cque aquI conquistando bace popular. Porque el peligro del fascismo nó estriba pura y simplemente en el hecho de ser un movimiento reaccionario. es solo previéndolos y previèndolos con una clara conciencia revolucionaria. Muchos dirán que )a mayor parte de los temas tratados en este estudio no son más sino profecías. Impedir que el movimiento fascista se presente con apariencia popular. donde aùn no se ha presentado. debilitar anticipadamente sus armas. es menos peligroso que el fascIsmo alemán. como garantizamos y a la par aceleramos ta victoria. pues de otra manera. Conquistarias o neutralizarIas: he ahl la consigna. conscientemente al movlmlEmto revolucionaria a las capas medias y a los sectores más atraHados de la poblaci6n campesina. solo preVt:mos. apol. Porque no es siguiendo pasivamente el curso de los acontecimientos como podemos triunfar.ándose sobre algunas capas populares. sino en que.da actuar el enemigo. He ahl porqué estamos ante la tarea urgente de prever. y paralelamente desacreditar. maf'iana se volverán contra nosotros. las fuerzas revolncionarias o por cualquier otra circunstancia. que el movimiento fascista. junto con la social democracia contribuyó a la desorientación de las masas. que puedan constituir so doctrim¡ polltlca. explicando Insistentemente ante las masas. Est'e medio cOnsiste en vincular acUva. ya por una mayor actividad er. utilice todas las formas vulgares del revolucionarismo para desorientar a las masas. Así. sino como un cmovimiento del pueblo·. sf se está desenmascarando como es: como un movimiento abiertamente contrarevdlucionario. Y prever en política equivale a debilitar o a apropiarse con tiempo el terreno sobre el que pue. para presentarse no cerna un movimiento de las capas par1lsitarlas de la sociedad. aùn no ha podido conquistar base popular yaqui. si logra desarrollarse. así por ejemplo cuando . pero en cambio en Francia. profetiza. En este sentido el fascismo francés. En cambio la burguesia en vez de prever. en Colombia nuestro deber de revolucionarios consiste en imp-edlr a toda costa. he ahi la tarea más Imparlante que deben acometer hs fuerzas revolucionarias. los puntos de vista que puedan servlrle de Instrumentos demagógicos al movimiento fa scislia. aiendo como es una fuerza contrarrevolucionaria. por ejemplo. conquiste raigambre en las masas y ésto s610 puede hacerse vinculando el movimiento revolucionario a las capas medias. pues. solo hay un medio. Pero en realidad los revolucionarios no profetizamos. lo repetimos una vez más.

. entre otras cosas. En cambio los revolucionarios. Jeninistas."1 CATALQ. del proceso histórico y es éste uno de nuestros más grandes privilegios ya que. F I N E::.profetizamos porque tene· mas una clara conciencia de los acontecimientos. Y he ahi porqué en la actualidad los estadistas burgueses se han convertido en pitonisas de oficio de la burguesia en vlsperas de su d~8aparlción definitiva. le aventajamos a la burguesia en que no.U~~.~ J '<~: " ':' '..)'. jamàs la¡ clases dominantes tienen conciencia de los acontecimientos porque en ellas la perspectiva histórica es reemplazada por los modestos alcances del olfato.. no preven y tan solo se limitan a ~rofetizar.68los estadistas del capitalismo como Roosvelt o Hitler aseguran que dentro de seis meses se resolverá el problema de la crislll. marxistas. ..!~CO DE LA Rtrtlpl i<'..A Gi1JUOíi:JI L.