You are on page 1of 18

LA EXPRESIÓN ESCRITA / REDACCIÓN

I

LO QUE HAY QUE SABER PARA ESCRIBIR

1) 2) 3) 4)

Conocimientos, habilidades y actitudes Razones para escribir. Equipo para la escritura Reglas que tener en cuenta a la hora de redactar/

II 1) 2) 3) 4) 5)

TIPOS DE ESCRITURA Personal Funcional Creativa Expositiva Persuasiva

III 1) 2) 3) 4) 5)

ESTRUCTURA DEL TEXTO. Capítulos. Párrafos Frases u oraciones. Texto (análisis) Los marcadores textuales.

IV

LAS TRES FASES DE LA EXPRESION ESCRITA.Y LAS REGLAS PARA ELEGIR PALABRAS. 1) No repetir. 2) Evitar las muletillas. 3) Evitar los comodines. 4) Usar palabras concretas y evitar las palabras abstractas. 5) Utilizar palabras cortas y sencillas. 6) Preferir las formas más populares. 7) Evitar los verbos predicativos. 8) Tener cuidado con los adverbios en “mente”. 9) Marcadores textuales.

V

LA IMPORTANCIA DE LA PUNTUACIÓN. 1) La jerarquía de los signos. 2) El grado de complejidad de la puntuación. 3) La puntuación común: El punto; la coma.

VI

CONSEJOS PARA REVISAR UN TEXTO 1) Enfoque del escrito. 2) Ideas e información. 3) Estructura. 4) Párrafos. 5) Frases. 6) Palabras. 7) Puntuación. 8) Nivel de formalidad. 9) Recursos retóricos. 10 Presentación.

Bibliografía:
- Daniel Cassany: La cocina de la escritura Editorial ANAGRAMA, Decimoctava edición, Barcelona, noviembre 2010. -Daniel Cassany: Describir el escribir Ediciones Paidos, Barcelona 1995 -Antonio Ferraz Martinez: El lenguaje de la publicidad Cuadernos de lengua española ARCO Libros S.L 2 edicion Madrid, 1995 -Francisco Salvador Mata: Dificultades en el aprendizaje de la expresión escrita, una perspectiva didáctica Ediciones Aljibe, Malaga 1997. -Maria Teresa Serafini: Como redactar un tema INSTRUMENTOS PAIDOS Barcelona 1993 - Miriam Álvarez: Tipos de escrito I: Narración y descripción. Cuadernos de Lengua Española 5. Arco Libros S.L 8ª edición, Madrid, 2008

I)

LO QUE HAY QUE SABER PARA ESCRIBIR

A lo largo de los anos que estudiamos, se nos ensena a escribir, y muchas veces; erróneamente, creemos que necesitamos tan solo dominar las reglas gramaticales, de ortografia y de la sintaxis. Nos olvidamos por otras cosas igual de importantes como es: La claridad de las ideas; la estructura, el tono, el registro etc. Es por eso que muchos llegan a tener una idea falsa de lo que es la redacción. Para llegar a escribir bien hay que tener, aptitudes, habilidades y actitudes. Además del conocimiento de la gramatica y el léxico. Hay que saber dominar las estrategias d ela redacción: buscar ideas; hacer esquemas; hacer borradores; revisar contenidos etc…

1 Las tres dimensiones que hay que tener para la escritura: (Conocimientos, habilidades y actitudes)
Conocimientos Habilidades Actitudes

Adecuacion nivel de Formalidad Por que escribo? Estructura y coherencia cuando del texto Cohesion: pronombres, sobre Puntuación, etc Gramatica y ortografía. Presentacion del texto Recursos retoricos

Analizar la comunicación

Me gusta escribir

Buscar ideas Hacer esquemas, ordenar ideas. Hacer borradores Valorar el texto. Rehacer el texto

Que siento escribo? Que siento escribir?

Escribir es una técnica no una magia

2 Razones para escribir.
Existen muchas razones para escribir. La escritura tiene utilidades muy variadas y abarca dimensiones muy amplias en nuestras vidas; Cabe señalar algunas razones que nos ofrece el acto de escribir: 2 Contexto creativo/ literario ( narrativa, poemas; ensayos etc) 3 Contexto informativo: (diarios; revistas, semanarios etc.) 4 Contexto administrativo: (informes, invitaciones, contratos, notas programas etc.) 5 Contexto personal: (agenda, diario, anotaciones, etc) 6 Contexto de aprendizaje: (apuntes, exámenes, trabajos, ponencias etc;)

3 Herramienta para la escritura
3 Soportes para reunir información y redactar: = libro en blanco para diario personal = Cuaderno, libreta o agenda para tomar notas. = Hojas sueltas para anotar, escribir o hacer esquemas. = Microcaste para grabar pensamientos huidizos. Utensilios para marcar: = Herramientas autonomas: lápiz; bolígrafo, pluma, rotuladores? Etc. = Maquina de escribir mecánica o eléctrica = Ordenador fijo o portátil: soporte informatico Material de consulta: = Manuales de ortografía y gramatica. = Diccionarios de lengua: generales y específicos, biligues, de sinónimos, de verbos, inversos, etc. = Enciclopedias. Informatica: = Procesador de textso con funciones básicas = Verificador ortográfico. = Diccionario y sinónimos. = Verificacion automática de la legibilidad. = Programas de redacción y traducción asistida. = Programas de edición de textos. Programas de diseño de graficos y dibujos. Otros utensilios de utilidad: = Clips, notas adhesivas, goma de borrar, corrector liquido o de lápiz, rotuladores fluorescentes, pegamento, grapas y material corriente de oficina

4

5

6

7

4

Reglas a tener en cuenta a la hora de redactar. 8 Tener un plan: se trata de tener en cuenta tanto la disposición del tiempo y las características que debe tener la redacción 9 Ordenar las ideas: Se trata de producir ideas y reorganizarlas 10 Organizar el texto: Se trata de repartir el texto en párrafos, utilizar correctamente la puntuación, tener una conexión entre las ideas; empezar con una introducción y cerrar el texto con una conclusión. 11 Corregir: Se trata de revisar la redacción para aumentar la legibilidad tanto ortográfica como la legibilidad de contenido.

Se trata de escribir con el corazón y reescribir con la cabeza
II) TIPOS DE ESCRITURA La escritura se utiliza en contextos muy variados. He aquí una clasificación que hace Daniel Cassany de los diferentes tipos de escritura: CARACTERISTICA Objetos basicos: explorar intereses personales Audiencia: el autor. Base para todo tipo de escritura, tiene flujo libre, fomenta la fluidez de la prosa y el habito de escribir y facilita el pensamiento FORMA Diarios personales Cuadernos de viaje y de trabajo Ensayos informales y narrativos Escribir a chorro Torbellino de ideas Ideogramas Recuerdos listas Dietarios Agendas Correspondencia comercial, administrativa y de sociedad invitaciones felicitaciones facturas

Personal

Funcional

Creativa

Objetivo basico: Comunicar; informar; estandarizar la comunicación Audiencia: Otras personas, es altamente estandarizada, sigue formulas convencionales. Cartas Ambitos laboral y social. Contratos Resúmenes Memorias solicitudes Objetos basicos: Satisfacer la necesidad de Poemas crear e inventar Mitos Audiencia: El autor y otras personas Cuentos Expresion de sensaciones y opiniones Anécdotas privadas Novelas Busca pasarlo bien e inspirarse Conduce a la proyeccion experimental

ensayos cartas chistes parodias

Atencion especial al lengjuaje Expositiva Objetos basicos: Explorar y presentar informacion Audiencia: el autor y otras personas Basado en hechos objetivos Ambitos academico y laboral Informa; describe y explica Sigue modelos estructurales Busca claridad Persuasiva Objetos basicos: influir y modificar opiniones Audiencia: Otras personas Pone enfasis en el intelecto y/ o las emociones Ambitos academico, laboral y politico Puede tener estructuras definidas Puede ser real o imaginario Informes noticias Exámenes entrevistas Cartas normativa Ensayos instrucciones Manuales Periodismo Literatura científica

Editoriales Cartas Panfletos Ensayos opinión Publicidad

anuncios eslóganes peticiones artículos de

Literatura científica

En el marco de los modelos cognitivos de escritura, se establece una distinción entre los términos composición y redacción. El primero remite a un proceso complejo que abarca la generación de ideas, su organización, la redacción y revisión. En cambio, el termino redacción refiere a la formulación lingüística o verbalización de las ideas, es decir, a la puesta en palabras de los contenidos. Cada persona es capaz de cultivar la escritura, se trata de saber encontrar los indiscutibles beneficios personales que puede ofrecernos esta tarea. Solo hay que empezar y volver a intentarlo hasta encontrar el camino hacia esta útil afición que se llama escritura.

El escritor no nace, se hace.

Los tres elementos para la escritura según Humberto López Morales son:

1) la riqueza léxica 2) la madurez sintáctica y, 3) la cohesión discursiva.

III)

ESTRUCTURA DEL TEXTO.

En el texto conviene distinguir sus partes principales: Introduccion o encabezamiento con que se llama la atencion; el cuerpo del texto o desarrollo en que se exponen los argumentos persuavivos y la rubrica, cierre o conclusion. Mientras la primera y la última se presentan breves; el cuerpo o desarrollo ofrece más posibilidades para una sintaxis compleja y variada. Quizás, la mejor recomendación para escribir frases la formulo hace un siglo, como una premonición iluminada, un gramático español cuando dijo: “No escribamos nunca clausula alguna en el papel, sin haberla construido antes en el entendimiento, y desechémosla por demasiado larga, enredada y confusa siempre que después de construirla, no podamos retenerla con facilidad en la memoria.” (Gali, 1986)

- Capítulo.
Un capítulo es una división que se hace en un libro u otro tipo de documento escrito para facilitar la lectura y el orden e integración de los contenidos. El término tiene su origen en el vocablo latino capitŭlum. Cada capítulo, por lo tanto, supone una parte o sección dentro de una obra de una cierta

longitud (si la obra es muy breve, no se justifica la división en capítulos). No existe una extensión determinada de los capítulos, aunque pueden contar con muchas páginas. Los capítulos tampoco comparten la misma extensión, aún en un mismo libro. Los autores suelen numerar los capítulos por orden de aparición: al capítulo 1 le sigue el capítulo 2 y así sucesivamente. Algunos capítulos no tienen número y se consideran como una subdivisión diferente (la introducción, el epílogo, etc.). Ciertos escritores, por otra parte, no numeran los capítulos, sino que dan un título a cada uno. Por ejemplo: “En cuanto termine de leer el libro, te lo presto: son catorce capítulos y voy por el octavo”, “La última novela de este autor me aburrió y la abandoné en el cuarto capítulo”, “El capítulo de la muerte del capitán me ha fascinado”. La noción de capítulo también puede utilizarse en otro tipo de obras que van más allá del material escrito. Las series de televisión, ya sean novelas, comedias o de otro tipo, pueden dividirse en capítulos: “¿Viste el último capítulo de la novela? El doctor Romerson secuestró a Mary y la llevó a su casa en la montaña”, “Faltan tres capítulos para el final de la telenovela que ha conquistado a los brasileños”.

- El Párrafo
El párrafo es un conjunto de frases relacionadas que desarrollan un único tema. Es una unidad intermedia, superior a la oración e inferior al apartado o al texto, con valor grafico y significativo. Tiene unidad significativa porque trata exclusivamente un tema, subtema o algún aspecto particular en relación con el resto del texto. El Parrafo es una pofrcion del texto encerrada entre dos puntos y aparte. Por lo general a cada parrafo le correspone una idea. Es posible que un parrafo abarque mas ideas, o la misma idea se encuentre en más de un parrafo. Según María Moliner, el párrafo es “cada trozo de un discurso o de un escrito que se considera con unidad y suficientemente diferenciado del resto para separarlo con una pausa notable o, en la escritura, con un „punto y aparte‟ ” Louis Timbal-Duclaux, describe el párrafo como lo siguiente: “El párrafo es como una mano que coge objetos variados: un punado de arena, un chorro de agua, un mango, un montón de hojas o tres pelotas de tenis. Adopta formas distintas según los casos, pero siempre tiene un pulgar grande y enérgico que aprieta el objeto contra los otros dedos. De la misma manera, el párrafo necesita un dedo, una idea clave que dirija el resto de las frases y les dé unidad y sentido” Estructuras posibles de los parrafos: Hay la posibilidad de determinar varias estructuras con las cuales se desarrolla un parrafo; citaremos los tres mas destacados por Maria Teresa Serafini: a) Desarrollo por ejemplos: en este caso la ides on tesis se muestran con ejemplos. “Julio Mendoza, muerto a la edad de 90 anos, es una persona para recordar” Se expresa diciendo que era un “padre afectuoso, marido fiel, trabajador serio y ciudadano

empenado en hacer el bien a la colectividad” b) Desarrollo por confrontacion o contraste: En este caso el parrafo subraya la similitud o las diferencias entre objetos; terminos o ideas. Mientras los americanos estan orgullosos de ser informales y abiertos, los japoneses son siempre formales y complejos; si el tiempo tiene su gran valor para los americanos, para los japoneses el espacio es lo mas importante. c) Desarrollo por encuadramiento: en este caso el parrafo tiene una estructura clara y se pretende guir al lector. Tengo tres razones para estar contento: primero porque…. Segundo por…… y tercero es….

- Frases u oraciones. Los ocho consejos que ofrece Cassany para escribir frases eficientes: 1 ¡Ten cuidado con las frases largas! Vigila las que tengan más de 30 palabras. Comprueba que se lean fácilmente. 2 Elimina las palabras y los incisos irrelevantes. Quédate solo con lo esencial. 3 Sitúa los incisos en la posición más oportuna: que no separen las palabras que están relacionadas. 4 Busca el orden más sencillo de las palabras: sujeto, verbo y complementos. Evita las combinaciones rebuscadas. 5 Coloca la información relevante en el sitio mas importante de la frase: al principio. 6 No abuses de las construcciones pasivas, de las negaciones ni del estilo nominal, que oscurecen la prosa. 7 Deja actual a los actores: que los protagonistas de la frase suban al escenario, que actúen de sujeto y objeto gramaticales. 8 ¡No tengas pereza de revisar las frases! Tienes que elaborar la prosa, si quieres que sea enérgica y que se entienda. Todos los manuales de redacción aconsejan brevedad. Los libros de estilo de los diarios más famosos del mundo: El País, la Vanguardia, ABC? Reuter, EFE, TVE etc. Recomiendan una media máxima de 25 palabras, considerando que este tamaño es el límite que permite legibilidad a la frase y todo lo que sobrepasa este número se considera como “longitud desmesurada” La frase en los escritores franceses famosos: Autor George Simenon Gustave Flaubert Paul Valery Marcel Proust René Descartes Promedio de palabras por frase 15 18 22 38 74

- Texto (análisis)

Etapas del proceso de escribir: pre-escribir…. Escribir…..Re-escribir

IV. LAS TRES FASES DE LA EXPRESION ESCRITA. Y LAS REGLAS PARA ELEGIR PALABRAS El proceso de escritura pasa por varias fases hasta perfilar el texto final. He aquí las tres fases necesarias presentadas por Francisco Salvador Mata:
- Fase de planificación: Planificar significa realizar una tarea a nivel abstracto; antes de realizarla a nivel concreto. En esta fase se producen los siguientes procesos (que corresponden a distintos tipos de planes) 1- génesis de contenidos/ ideas 2- organización y estructuración de contenidos (para producir el texto) 3- determinación de objetivos (para controlar el acto de la composición) La estructuración de contenido: es el proceso de crear y organizar la estructura de una composición. Las estructuras formales del texto guían al escritor en la construcción y al lector

en la comprensión del texto. Es importante para la competencia de la escritura aprender la forma esencial de los distintos tipos de de elocución: narración, exposición, argumentación y dialogo. - Fase de transcripción: Durante este proceso, el escritor debe atender a tareas de bajo nivel (grafía, puntuación, gramática), sin abandonar mentalmente el esquema de trabajo de la composición. En esta fase se pone en funcionamiento el conocimiento lingüístico, tanto de las convenciones (ortografía, grafía, puntuación<…) como de las reglas gramaticales (léxico, sintaxis) y de la cohesión discursiva. Aunque el conocimiento de la estructura textual (en la fase de planificación) guía la producción del texto, es necesaria la competencia lingüística para dar forma a las ideas y a su articulación. En esta fase se hace evidente el dominio de la gramática. - Fase de revisión: (BOSCOLO 1988) habla de tres tipos de revisión, en cada uno de los cuales están implicados diversos procesos cognitivos: 1 Revisión formal: trata de determinar la coherencia de lo escrito, de acuerdo con las reglas de escritura. Ello implica elementos perspectivos que activan las reglas en la memoria. 2 Revisión de contenido: confrontar el texto escrito con lo proyectado. 3 Revisión funcional: el sujeto sale de sí y se coloca ante el texto como lector.

LAS REGLAS PARA ELEGIR PALABRAS. 1) No repetir. La repetición reiterada de una palabra de significado pleno en un periodo breve provoca monotonía y aburrimiento. 2) Evitar las muletillas. A menudo algunas expresiones actúan como autenticas muletillas o clichés lingüísticos. Se pueden utilizar para llenar vacios o articular una frase coja, pero demasiadas veces se abusa de ellas sin motivo. He aquí las principales muletillas: a nivel de; en cualquier caso; en función de; es evidente; de entrada; para empezar; de alguna manera, evidentemente; como mínimo; bajo el punto de vista; personalmente; pienso que; quiero decir que; el hecho de que, el acto de; etc;

3) Eliminar los comodines. El comodín es la palabra, verbo, adjetivo, de sentido bastante genérico que usamos nos quedamos sin palabra específica. Si se abusa de ellas empobrecen la prosa y la vacían de contenido, ejemplos: Nombres como; aspecto, cosa, elemento, hecho, problema, tema. Verbos como, decir, hacer, poner, tener. Adjetivos como, bueno, interesante, positivo. 4) Usar palabras concretas y evitar las palabras abstractas. Las palabras concretas se refieren a objetos o sujetos tangibles; el lector las puede descifrar fácilmente porque se hace una clara imagen de ellas asociándolas a la realidad. En cambio, las palabras

abstractas designan conceptos o cualidades más difusos y suelen abarcar un número mayor de acepciones., el lector necesita más tiempo y esfuerzo para captar su sentido.

5) Utilizar palabras cortas y sencillas. La palabra corriente es a menudo más corta y ágil y facilita la lectura del texto. Palabra culta/ extraña Aproximativo Concretizar Parágrafo Visionar Receptivizar Periodificar Influenciar Explosionar Utilización Inclusive finalizar Palabra corriente/ corta Aproximado Concretar Párrafo Ver Recibir Periodizar Influir Explotar Uso Incluso terminar

6) Preferir las formas más populares. La lengua a veces nos ofrece formas distintas de pronunciar la misma palabra y la forma más popular es la que debemos usar. Ejemplos: Septiembre por setiembre; Transcendente por trascendente; Substantivo por sustantivo; Substituir por sustituir. 7) Evitar los verbos predicativos. Los verbos ser y estar recargan innecesariamente la frase. Los verbos de predicación completa son más energéticos y claros. Otros verbos débiles que a veces podemos sustituir son hacer, encontrar, parecer, llegar y haber. Ejemplo: 12 El espectáculo tiene una duración aproximada de 50 minutos. 13 El espectáculo dura aproximadamente 50 minutos. 8) Tener cuidado con los adverbios en “mente”. Excesivamente: demasiado, mucho Indudablemente: sin duda Lentamente: poco a poco claramente, de manera clara Anteriormente: antes Finalmente: al final Frecuentemente: a menudo Súbitamente: de repente Rápidamente: deprisa Próximamente: pronto Periódicamente: de vez en cuando Recientemente: hace poco Suficientemente: bastante

Es aconsejable evitar el comienzo de un texto o una unidad textual mayor (apartado, pagina) con un adverbio de este tipo.

9) Marcadores textuales. Señalan los accidentes de la prosa: la estructura, las conexiones entre frases, la función de un fragmento etc. Tienen forma de conjunciones, adverbios, locuciones conjuntivas o incluso sintagmas, y son útiles para ayudar al lector a comprender el texto

V

LA PUNTUACIÓN.
“Pensamos equivocadamente que para puntuar bien solamente hay que saber qué signo debe ir en cada posición. Pero las personas que saben puntuar escriben de un modo diferente de las que no saben hacerlo. Quien entiende la coma, el punto coma,

el punto –y también los dos puntos, el guion y la interrogación- produce estructuras sintácticas distintas de quien no los entiende.” EDWARD P. BAILEY, Jr

1 La jerarquía de los signos. Los signos no tienen la misma fuerza, ni función, ni importancia en el conjunto del discurso. Más allá de títulos y subtítulos, la puntuación también sirve para organizar la información en capítulos, apartados, párrafos, frases, etc. Hay una estrecha relación entre signos, unidad lingüística y valor comunicativo. La puntuación estructura las diversas unidades del texto: el final de los párrafos, de las frases, las relaciones de subordinación entre ideas, etc. En la medida en que los signos reflejen la organización del contenido (tema central, subtema, idea, detalle), el texto se hace más coherente y claro. Según sean los signos más utilizados y según en qué cantidad, se puede determinar el grado de complejidad del escrito. Un texto lleno de paréntesis, puntos y coma, guiones o dos puntos puede matizar con más precisión las relaciones entre las diversas ideas, y elabora una red intrincada de conexiones y relaciones jerárquicas. En cambio, un texto que solamente utilice puntos y seguido y comas contiene únicamente dos niveles de puntuación y forzosamente resulta más simple.

2 El grado de complejidad de la puntuación. Grado 1 2 3 4 5 6 Signos utilizados Punto y seguido + punto y aparte y coma + punto y coma + dos puntos +puntos suspensivos y etcétera. +guiones, paréntesis, comillas y recursos para resaltar

+simple

+complejo

3 La puntuación común: El punto; la coma. Como de costumbre, los más usados son también los más difíciles. Pocos estudiantes dudan en poner o no una interrogación, pero ¿Quién no ha retocado más de dos veces las comas de un texto, o ha dudado entre un punto y un punto y coma? El punto y seguido: Si una mayúscula abre un periodo sintáctico, el punto y seguido lo cierra. La coma: La coma tiene más de una treintena de funciones que puede realizar. Linares (1979) hace una distinción muy útil entre dos grupos. El primero incluye las comas que van solas, y las que van en parejas.

Coma sola: separa ideas y conceptos -14 Enumeraciones -15 Omisión del verbo -16 Formulas: señora, -17 Fechas/ Madrid, 03 de febrero…

Coma en parejas/ introduce incisos Cambios de orden subordinadas circunstanciales, causales o relativas marcadores textuales

4-Fragmento con puntuación distinta: Lo que escribió Beltrán: “Ratas de estercolero, de bigotes mojados, limazas babosas, lagartija salada. En la mesa de Huguet Trencacolls no encontraréis mejor manjar. En abundancia os llenara el plato. Hug, ¡caray! , es un puerco, no es un señor. Lo que cantó Ocell: Ratas de estercolero, de bigotes mojados, limazas babosas, lagartija salada en la mesa de Huguet Trencacolls no encontraréis. Mejor manjar en abundancia os llenara el plato. Hug, ¡caray!, ¿Es un puerco? No, es un señor.

Ni desusos ni abusos. La oración debe deslizarse fresca por la pendiente del papel, deprisa y de manera controlada, como una mancha de tinta que se escurre pendiente abajo. Por ello, es rentable y comprensible fundamentar el aprendizaje y el uso de los signos de puntuación en la observación y el análisis sintácticos.

VI

CONSEJOS PARA REVISAR UN TEXTO Algunas preguntas necesarias para revisar el texto
1) Enfoque del escrito: Habrá que preguntarse por si el texto es adecuado a la situación; si el texto ha conseguido su propósito; si se ha quedado claro lo que se pretende; si el lector reaccionara tal como espera al leer el texto; las circunstancia que han motivado el texto han quedado claras. 2) Ideas e información. ¿Hay información suficiente? ¿Entiendo fácilmente todo lo que está escrito? ¿Lo entenderá el lector con la misma facilidad? Hay un equilibrio entre tesis y argumentos, datos y comentarios, información y opinión? 3) Estructura. Si la estructura está bastante clara como para ayudar al lector a entender el texto. Y si los datos están bien agrupados en apartados. 4) Párrafos. ¿Cada párrafo trata de un subtema o aspecto distinto? ¿No son demasiado extensos? ¿Están marcados visualmente en la página? 5) Frases. Averigua si hay frases demasiado largas. Si las frases son variadas de extensión, de orden de modalidad y de estilo. Si se ha detectado alguna anomalía de estilo un abuso de subordinadas muy largas. 6) Palabras. Buscar si hay muchas palabras abstractas o complejas. Averiguar si se ha utilizado el léxico y la terminología precisos. Preguntarse si el lector entenderá todas las palabras que aparecen en el texto.

7) Puntuación. Repasar todos los signos y ver si están bien situados. ¿Hay proporción apropiada de signos por frase? ¿Se han utilizado signos innecesarios? 8) Nivel de formalidad. ¿El texto ofrece una imagen de lo yo quiero de mi? Averiguar si hay palabras demasiado vulgares o informales. Ver si se me ha escapado alguna expresión rebuscada y excesivamente compleja que dificulta la comprensión. ¿Hay alguna expresión que puede ofender a alguien o un grupo y perjudica el texto? 9) Recursos retóricos. Analizar si el texto es capaz de atraer el interés del lector. ¿Hay necesidad de utilizar los recursos de comparación, ejemplos, preguntas retoricas, frases hechas, metáforas etc. 10) Presentación. ¿Las páginas son atractivas y cada una se distingue de las otras? ¿Hay necesidad de usar las cursivas, las negritas y las mayúsculas? ¿Son claros los esquemas, los gráficos y las columnas? ¿Los márgenes, los títulos y los párrafos están bien marcados? 11) El titulo: ¿El titulo resume lo presentado en el texto? Dicho de otra manera, ¿el texto da lo el titulo promete?

La última pregunta que cierra todas las anteriores es: ¿ésta es la mejor versión de este texto que soy capaz de escribir? Algunos trucos para revisar un texto, ofrecidos por Murray (1987), Richaudeau (1978) y Flower (1989): 1 Leer como escritor/a: Hay que leer tu texto como un autentico profesional. No hay que temer caer en equivocaciones; no tengas respeto por nada. Todo está sujeto a cambios y posibles mejoras Cada página, cada párrafo, cada frase está sujeta a múltiples posibilidades. 2 Leer como lector/a: Sitúate en el lugar del lector por un momento. Lee el escrito y detente en cada frase ¿Lo entiendes? ¿Qué opinión tienes del texto?

3 Adoptar una actitud crítica: Vuelva a leer el texto, ahora como si fueras un crítico profesional, con actitud severa; busca todo lo que los lectores son incapaces de ver. Razona y valora si las críticas tienen algún fundamento. 4 Pronunciar el escrito: El oído puede descubrir lo que no fue capaz de hacerlo el ojo. Es preferible leer el texto en voz alta, imaginando que lo estuvieras emitiendo a una audiencia. ¿Suena bien? Analiza si te gusta su tono.

5 Comparar planes: Compara la versión final con lo que has escrito inicialmente. ¿Has olvidado algo? ¿Lo que has añadido te convence? ¿El producto final responde a lo que te habías planteado? 6 Hacer resúmenes: Lee el texto y resume en una frase el mensaje que quiere comunicar. Apunta 5 ideas importantes que fundamentan lo que has resumido. Saca las ideas de cada párrafo y averigua si designan exactamente lo que quieres decir. ¿Estás satisfecho del orden de tus ideas? El doctor Eduardo Torres (Augusto Monterroso, 1978) decía que “todo trabajo literario debe corregirse y reducirse siempre. Nulla dies sine línea. Anula una línea cada día”

DECALOGO DE LA REDACCION:
1 2 3 4 5 6 7 8 No tengas prisa Utiliza le papel como soporte Emborrona Piensa en tu audiencia Deja la gramática para el final Dirige tu trabajo Fíjate en los párrafos Repasa la prosa frase por frase

9 Ayuda al lector a leer 10 Deja reposar tu escrito.