MATRIMONIO Y JUVENTUD INDÍGENA Entre las decisiones centrales del periodo juvenil indígena esta la unión en pareja o el matrimonio

. Casarse o unirse es uno de los criterios que les permite a las y los jóvenes asumir un papel distinto ante la familia y ante el resto de la comunidad, puesto que simboliza el paso de la juventud a la edad adulta. A su vez, el matrimonio implica la adquisición de mayores responsabilidades no solo en lo social o en lo económico, si no también en lo cultural, pues a través de la familia se refrenda la identidad del grupo al reproducir de generación en generación, mitos, costumbres, tradiciones, valores, hábitos y conductas relacionadas con el quehacer cotidiano de cada pueblo. Un elemento importante que se considera para formar uniones matrimoniales, es la formación de alianzas entre las familias. Debido a la dinámica de las comunidades, para los indígenas es muy importante contar con personas que presten ayuda en caso de alguna emergencia o en las labores de la vida cotidiana, como la siembra de cosechas, la realización de fiestas o el cuidado de los niños. Los padres de familia pueden comprometer a sus hijos desde que son pequeños para que al llegar a la adolescencia, puedan contraer matrimonio. Para las mujeres jóvenes, en ocasiones casarse y ser madres, puede representar una alternativa para hacerse de recursos y pasar a una mejor condición de vida, puesto que las oportunidades de desarrollo que puede brindar la familia o la comunidad son muy limitadas o inexistentes, ya sea porque la familia es muy extensa y difícilmente se puede dar una mejor calidad de vida a todos los hijos o porque las mismas condiciones de marginación de la comunidad no le permiten a la familia salir adelante. Por otra parte, la elección de la pareja suele hacerse al interior del grupo como una forma estratégica de reafirmar la identidad del mismo y de asegurar su reproducción tanto en lo económico como en lo social.

con personas de otros lugares y no como una cuestión impuesta por sus padres. la vida tradicional de las y los jóvenes de comunidades indígenas está presentando cambios que aportan nuevos elementos en la construcción de la identidad. en la modificación de prácticas y en la visión del mundo. el noviazgo y el matrimonio cambien. dando paso a nuevas y diversas visiones para seguir reproduciendo las múltiples formas de vida de los pueblos indígenas de nuestro país. Patricia Rea Ángeles Departamento de Apoyo a Jóvenes Indígenas y Migrantes Instituto Mexicano de la Juventud 2005 . En conclusión. Cada vez más. aunque se encuentren en otros territorios. Cabe destacar que los acelerados procesos de cambio de las ultimas décadas. las festividades del lugar. de ahí que las ideas que tradicionalmente se tenían sobre cuestiones como el ejercicio de la sexualidad.Casarse con gente de la comunidad permite que las tradiciones y costumbres permanezcan vigentes a través de los mitos. es decir. Así. las formas de organización político -religiosas. un mayor numero de jóvenes salen de sus comunidades para buscar alternativas distintas a las que siempre han tenido. de ahí que ahora el noviazgo y el matrimonio surjan por decisión propia como consecuencia de la interacción constante con comportamientos diferentes a los propios. han modificado este tipo de uniones conyugales. inclusive a pesar de la migración. entre los que destaca la migración. pueden refrendarse los vínculos entre la comunidad y las personas que han migrado.