You are on page 1of 14

ANÁLISIS TÉCNICO ECONÓMICO DEL INTERVALO ENTRE PARTOS DE BOVINOS

Alberto Sanchez T Zootecnista. Especialista Gestión Agroambiental U.NAL. Medellín. Dirección Técnica AFAGRO LTDA. .

INTRODUCCIÓN En su origen la ganadería bovina de Colombia se caracterizó por ser utilizada por los españoles en la producción de cuero

fundamentalmente, y desde la producción de alimentos por el doble propósito1 de sus animales, los cuales llegaron al país sin selección previa que les orientara hacia carne o hacia leche generando de manera indiscriminada estos productos. Posteriormente con la importación de razas especializadas al país, se

desarrollaron los sistemas especializados2 tanto de carne como de leche y que a través de cruzamientos de tipo absorbente, se dio la casi total desaparición especializadas. De manera general la ganadería de leche, se situó en altiplanos de clima frío de la región andina, con la utilización de razas especializadas, de
Se produce carne y leche simultáneamente. Se considera que un sistema de producción agropecuaria es una combinación de factores que actúan como un todo y que interactúan entre sí para obtener de manera consistente uno o más productos viables y armónicos con la sociedad y el ambiente, que en el caso de la ganadería bovina, los factores que actúan como un todo son los socioeconómicos y agroecológicos.
2 1

de

las

razas

criolla3

originando

las

ganaderías

En los tiempos de la colonia y durante muchos decenios de la República, hasta los comienzos del siglo XX en Colombia predominaron las razas criollas. Esta situación se presentó hasta cuando llego el Cebú por la década del 20 al 30 y empezó el proceso de absorción de los ganados criollos, posteriormente, vinieron las razas europeas, como la gran alternativa para producir leche y carne, cruzadas con cebú en las zonas cálidas y en estado puro en los climas fríos. Entre las razas criolla tenemos BON, CHINO SANTANDEREANO, HARTON DEL VALLE, CASANAREÑO, COSTEÑO CON CUERNOS, SANMARTINERO, VELASQUEZ, CAMPUZANO, ROMOSINUANO, CRIOLLO CAQUETEÑO

3

origen europeo y en el piso térmico cálido las razas cebuinas realizaron un papel parecido, absorbiendo los ganados criollos existentes. Por su parte en el piso térmico medio predominó la persistencia del ganado criollo y de cruces indiscriminadas, dadas las dificultades de adaptación y la falta de especialización ganadera. Pero se debe destacar que en los países de clima caliente tropical continental (Colombia), las relativa inciden elevadas temperaturas y alta humedad sobre los bovinos, modificando su

directamente

comportamiento y alterando las normales respuestas productivas y reproductivas, razón por la cual el desarrollo de la ganadería no ha alcanzado niveles satisfactorios de productividad, debido principalmente a los sistemas de producción utilizados, a las condiciones climatológicas imperantes en el microclima donde el animal es colocado, y al genotipo del animal a ser explotado, siendo esta última condición, decisiva para el éxito de la explotación pecuaria, pues el animal solamente podrá producir satisfactoriamente si las condiciones del medio ambiente que lo rodean le permiten expresar su potencial productivo4. En general, las condiciones agro climatológicas imperantes en las regiones tropicales determinan, en la mayoría de los casos, las rentabilidades de las explotaciones. En este sentido, se sabe que la eficiencia reproductiva del hato, es uno de los aspectos más importantes, pues tiene impacto en los costos de producción del ganado y determina en gran medida la utilidad y rentabilidad de una empresa ganadera, pues ésta depende del período de reproducción de las hembras.
4

Para el caso del ganado especializado de leche, se tiene la falsa concepción de que las sabanas y altiplanos fríos, reproducen las mismas condiciones de Europa o los países templados, pero la sola humedad relativa las hace muy diferentes y afecta el comportamiento reproductivo y productivo de estos animales.

Los conceptos de Productividad y Rentabilidad se complementan, pero se debe ser cuidadoso en la búsqueda de la productividad, la cual no puede ser a cualquier costo, pues para obtener más o menos utilidad y rentabilidad, se puede conseguir vía precio de nuestros productos (sobre los cuales no tenemos poder de negociación), para obtener más ingresos, o, incurrir en menos costos de producción, con una eficiente utilización de los recursos utilizados en la generación de los diferentes productos, la idea sería producir lo mismo gastando menos. En este documento se pretende realizar un análisis técnico económico del INTERVALO ENTRE PARTOS, considerado el indicador más importante en la evaluación de la eficiencia reproductiva individualmente de las vacas del hato, y que una duración corta5 de este parámetro, da idea de la buena adaptación al ambiente donde se desempeña. INDICADORES DE PRODUCTIVIDAD

A modo de ilustración, y como base para el análisis, observamos algunos indicadores de productividad de la ganadería colombiana, presentados en el PEGA6.
INDICADORES DE PRODUCTIVIDAD SITUACIÓN ACTUAL - COLOMBIA
Capacidad de Carga (U.G.G./Ha.) Natalidad IEP Intervalo entre partos

0.6

53%

695
173

Fuente. FEDEGAN. PEGA 2006. Pág.

5

Se considera como duración ideal 365 días, pero el promedio nacional dista mucho de este valor y se sitúa en 695 días para ganado de carne, representando una natalidad del 53%. 6 PLAN ESTRATÉGICO DE LA GANADERÍA COLOMBIANA 2019. Fedegan. 2006

Lo primero que vemos de acuerdo a la capacidad de carga, es lo extensivo de nuestra ganadería, que a pesar de la gran cantidad de tierra dedicada a esta actividad7, no se tiene una productividad adecuada, presentándose además, un conflicto de uso de la tierra muy grande, pues se utilizan áreas no aptas para esta actividad.

De igual manera la natalidad es del 53% con un IEP de 695 días, se necesitan casi dos vacas para producir un ternero por año.

Pero más preocupante son las metas trazadas para la ganadería de carne en el año 2019, y como en el mejor de los casos se espera una natalidad del 70% (IEP 518 días) en las empresas de alta tecnificación que tienen el 14% de las vacas, 60% (IEP 608 días) en las de mediana tecnificación que representan el 42% de las vacas y el 50% de natalidad (IEP 710 días) en las de baja tecnificación y que son el 44% de las vacas. En lechería especializada se informa por la Asociación Holstein8 un intervalo entre partos para esta raza especializada en producción de leche, de 447 días, un período seco de 95 días y una edad al primer parto de 32.1 meses

Para una mejor ilustración Se observan a continuación las metas planteadas para la ganadería de carne en el Plan Estratégico de la Ganadería, de acuerdo a un escenario realista9.
7

30.4 millones o 38.3 millones (incluyendo malezas y rastrojos). FEDEGAN. y reproductivo. Noviembre 2010.

Resumen nacional. Desempeño productivo http://www.holstein.com.co/index.php?doc=raza#
9

8

Los Escenarios Pesimista: No hacemos nada para crecer y modernizarnos. Realista moderado: Metas muy posibles con crecimiento vegetativo y esfuerzos

METAS DE LA GANADERÍA 2019
INDICADOR
AÑO IEP - días Natalidad % FEDEGAN: PEGA 2006. Pág. 105.

Escenario realista 2005 695 53% 2010 627 58% 2015 608 60% 2019 598 61%

INTERVALO ENTRE PARTOS El intervalo entre partos (IEP), es uno de los parámetros productivos más comúnmente utilizados como indicador de la eficiencia productiva de una explotación y se define como el número medio de días que transcurren entre un parto y el siguiente. Durante el intervalo entre partos ocurren dos ciclos; uno de tipo reproductivo, que está compuesto por la gestación (280 días aproximadamente) y los días abiertos, que es el periodo transcurrido entre el parto y la nueva concepción.

Simultáneamente, se presenta el ciclo productivo, conformado por la duración de la lactancia y los días secos. Ver gráfico siguiente donde se indican los eventos que suceden en el intervalo entre partos10, (los tiempos son solo para ilustrar).

También moderados. Optimista: Metas posibles con crecimientos por encima de la inercia vegetativa, para lo cual se requiere de esfuerzos por encima de lo normal, es decir, de una verdadera actitud y voluntad de cambio y de modernización intensiva. Es el último escenario el que inspira el Plan Estratégico de la Ganadería Colombiana 2019, es el que consolida el compromiso de los ganaderos, y el que cuantifica el desafío de nuestra ganadería para los años venideros.
10

A modo de ilustración en la gráfica, se indican los tiempos que se presentan en el ciclo de lactancia considerados óptimos, pero no implica que en todos los casos éstos se cumplan, ya que, por ejemplo si una vaca al cabo de los once meses de lactancia sigue produciendo una considerable cantidad de leche puede ocurrir que se decida secarla posteriormente. La vaca es secada considerando que si todo se cumplió según lo planeado a los dos meses va a tener un nuevo parto y va a comenzar un nuevo ciclo de lactancia, de esta manera tiene 60 días para descansar y recuperarse la ubre de la lactancia anterior. Luego del parto y antes de los 110 120 días se debe preñar nuevamente al animal, esto se debe hacer después de los primeros 45 días del parto, en razón de esto quedan 65 a 75 días en los cuales hay que preñar a la vaca, la

Para su cálculo se utiliza la siguiente fórmula:
IEPpromedo ൌ n° intervalo entre partos ሺdíasሻ ൊ n° vientres paridos

Se puede explicar con el siguiente ejemplo: la suma de los días de intervalo entre partos de 100 vientres que paren (en un año) es de 51.000 días, lo que equivale a un promedio de 510 días de IEP
510݀݅ܽ‫ ܲܧܫ ݏ‬promedo ൌ 51.000 ሺ݀íܽ‫ݏ‬ሻሺIEPsሻ ൊ 100 ‫ݏ݋݀݅ݎܽ݌ ݏ݁ݎݐ݊݁݅ݒ‬

Los bajos índices productivos son el reflejo de las bajas eficiencias reproductivas, que son las principales limitantes en los sistemas de producción ganadera en Colombia, siendo el intervalo de parto (IEP) uno de los parámetros reproductivos que más afecta el reproductivo de las hembras bovinas. desempeño

Los intervalos de parto prolongados son consecuencia de la interacción de múltiples factores, entre ellos están: la edad al primer parto (EPP), grupo racial, nutrición, peso al servicio, año y época de parto (condiciones ambientales) y condiciones sanitarias, entre otras.

cual tiene celo cada 21 días, por lo tanto hay tres oportunidades para hacerlo, pero para esto se debe reconocer el celo en el animal, lo cual no siempre se cumple con éxito.

Para reducir el tiempo de intervalo entre partos (IEP)11, reducir el tiempo del anestro12 posparto, para lo cual se debe: • • • • Manejar animales adaptados,

tiene que

Realizar aparte del ternero (en sistemas de cría sin ordeño y en ordeño con ternero)13. Recuperar la condición corporal posparto lo más pronto posible, lo cual se logra con alimentación adecuada en cantidad y calidad. Además se deben realizar chequeos semestrales de los toros, para conocer el estado de su funcionamiento sexual (calidad

andrológica). Se considera que el intervalo entre partos es el indicador de mayor impacto económico en la ganadería, pues representa la eficiencia con la cual se generan los productos que representan los ingresos y por tanto determinan el desempeño económico de la EMPRESA GANADERA. Los productos que se espera obtener de las vacas por año son las crías y la leche. Los terneros (as) se consideran producto de la vaca hasta el nacimiento en los sistemas que ordeñan sin apoyo de la cría, mientras que en sistemas de doble propósito y cría, vaca y ternero (a) son una sola unidad hasta el momento del destete. El número de crías obtenidas

Considerando que la heredabilidad para el IEP es baja, por lo que se esperaría poco progreso genético seleccionado para esta característica, se hace necesario mejorar el manejo reproductivo y alimenticio, especialmente a las vacas en el periodo pre y posparto. Tiempo luego del parto donde se presenta ausencia completa del ciclo estral. Dos factores intervienen principalmente en este fenómeno: la nutrición y el amamantamiento La duración del anestro postparto es una de las principales causas que afecta la eficiencia reproductiva y productiva de las explotaciones bovinas en las regiones tropicales. Su duración se incrementa por efecto del amamantamiento y la presencia continua del becerro, al inhibir la secreción de GnRH y LH. El amamantamiento restringido y la separación del estímulo del amamantamiento después del ordeño, son algunas opciones de manejo que pueden utilizar los productores para disminuir la duración del anestro postparto.
13

11

12

por vaca por año refleja el estado reproductivo del hato con todas sus posibles relaciones causales. El número de crías estará determinado por: • Porcentaje de vacas descartadas por año que no producen terneros, el cual dependerá de la vida útil (longevidad) de las vacas14. • Intervalo entre partos determinado por los factores que afectan a los días abiertos, pues la gestación que es su otro componente se considera fijo. La combinación de estos factores podrá ser observada en la tasa de natalidad de vaca. Veamos con un ejemplo lo que hasta aquí se ha expresado. Tomamos dos casos en un sistema doble propósito, en el cual se tienen dos intervalos entre partos diferentes de 520 y 430 días para el caso 1 y 2 respectivamente, esto representa natalidades de 70% y 85% para cada uno.
1. INTERVALO ENTRE PARTOS SISTEMA DE PRODUCCIÓN PARÁMETRO Intervalo entre partos - IEP (días) IEP (meses) % Natalidad Doble propósito Caso 1 520 17,3 70% Caso 2 430 14,3 85%

Con relación al manejo productivo se

tiene en el caso 1, un destete

convencional de 240 días independiente del estado reproductivo de la vaca y en el caso 2, una lactancia más prolongada, donde se considera
14

Tema que se trata en la parte final de este documento con más detalle.

la preñez de la vaca, tratando de acortar el período seco, lo que permite mayor producción de leche y menos costos de la vaca horra15, no es ningún secreto que en muchas ganaderías se tienen períodos secos más extensos que la lactancia16, implicando un grave detrimento de la rentabilidad de la empresa. Otro parámetro de gran importancia es el número promedio de partos que se pueden lograr en el hato, el cual está directamente relacionado con la edad al primer parto y el intervalo entre partos, los cuales para nuestra ganadería presentan valores muy altos, iniciando la vaca su etapa productiva a edad muy avanzada, debido en gran medida a la deficiente dieta forrajera disponible en el trópico y el poco esfuerzo que se hace para mejorarla. Observamos en el ejemplo que se analiza, como si logramos reducir a 38 meses la edad al primer parto17 y con un intervalo entre partos de 14.3 meses, nuestras vacas tendrían una vida biológica más corta, pero más productiva, existiendo la posibilidad de alcanzar mínimo un (0.91) parto más antes del descarte, si dejamos que estas lleguen a la edad de las vacas del caso 1. Ver cuadro siguiente.
2. PARÁMETROS PRODUCTIVOS PARÁMETRO Lactancia (DESTETE) Período seco días Edad al primer parto (meses) N° promedio de partos

Caso 1
240 280 42 3,5

Caso 2
330 100 38 3,6

15

Este costo afecta directamente la cría al nacimiento y por tanto el costo de producción de los reemplazos en la empresa. (Se tratará este tema en otro documento). 16 Se destetan vacas vacías, por mal manejo técnico y reproductivo. 17 El promedio para este sistema de producción en Colombia se sitúa entre 39 y 42 meses en los sistemas de cría a toda leche y doble propósito, en lechería especializada está entre 24 y 30 meses.

Vida reproductiva productiva (meses) Vida biológica de la vaca (meses) Vida biológica de la vaca (años)

60,7 102,7 8,6

51,6 89,6 7,5

3. ANÁLISIS DE LOS PARÁMETROS REPRODUCTIVOS Años adicionales de vida productiva posible Meses adicionales en la vida productiva posible Partos adicionales posibles 1,1 13,07 0,91

Si

cuantificamos

económicamente,

estos

indicadores

técnicos

tendríamos, que bajo iguales condiciones de producción individual, se podría alcanzar con 0.91 partos adicionales, hasta un 25.3% de ingresos adicionales por lactancia y en la vida productiva de la vaca18, para los datos que se analizan en este ejemplo. Esto llevado al ingreso que dejaría de percibir la empresa por concepto de leche y carne es determinante en la viabilidad de este negocio. Se plantea un reto importante para técnicos y ganaderos, como es de un lado, reducir el IEP y de otro, tratar de obtener más partos por vaca en el hato, lo cual, reduce los costos de producción, por concepto de amortización de la vaca y se tendrían ingresos más permanentes, al reducir al mínimo óptimo el período seco de las vacas, evitando largos períodos de la vaca vacía, lo cual se refleja flujos de efectivo positivos que permiten el auto - sostenimiento de la unidad de producción, sin necesidad de recurrir a recursos externos, que implican más gastos financieros afectando la rentabilidad de la empresa. Ver cuadro siguiente.

18 En el archivo en Excel, de nuestra página www.costosganaderosafagro.com, se puede descargar y realizar los cálculos específicos que necesitemos estudiar.

4. PARÁMETROS ECONÓMICOS

Caso 1
PARÁMETRO Producción leche día lts Producción leche lactancia lts Precio de leche $/lt Ingresos por leche / lactancia $ Peso de ternero al destete kg Precio de kg de destete $ Precio de ternero al destete $ Ingreso total / lactancia $ Ingresos en vida productiva $ Ingresos adicionales en la vida productiva posible / vaca $ N° de vacas Ingresos adicionales en vida productiva posible del hato % de ingresos adicionales en la vida productiva posible 100 2,0 480 650 312.000 130 2.800 364.000 676.000 2.366.000

Caso 2
2,0 660 650 429.000 130 2800 364.000 793.000 2.854.800 722.921 100 72.292.093 25,3%

VIDA BIOLÓGICA Y VIDA PRODUCTIVA DE LAS VACAS La vida productiva (útil), es una medida que describe o indica permanencia de la vaca en el hato medida el número de lactancias. Se tienen diferentes criterios, con relación al punto inicial, para este a diversas edades, siendo otra

caso se considera el primer parto y el punto final es cuando se descarta para producción al animal por cualquier motivo.

La probabilidad de permanencia en el rebaño, es difícil de medir y promediar para el hato nacional, pues las condiciones del trópico llevan a incrementar las diferencias existentes entre las razas y las zonas donde se desempeñan. Más aún, en el trópico húmedo bajo, el cual afecta la vida de la vaca por la mayor demanda energética para disipar calor, el ataque permanente de todos los vectores de los hemoparásitos (moscas, tábanos, garrapatas, etc.), además del deterior de las pezuñas por la humedad. La vida biológica es la suma del tiempo que se demora la vaca para el primer parto, más la vida productiva19. Si tomamos los siguientes indicadores, se tendría la siguiente

probabilidad de vida biológica y vida productiva en los diferentes sistemas de producción.
VIDA REPRODUCTIVA Y BIOLÓGICA DE VACAS PARÁMETROS IEP días Natalidad N° promedio de partos Edad al primer parto ( meses) Vida reproductiva (meses) Vida biológica (meses) Vida biológica (años)
LE: Lechería especializada DP: Doble propósito

L.E. 480 76% 3 32 48,0 80,0 6,7

D.P. 520 70% 3,5 42 60,7 102,7 8,6

CRÍA 650 56% 3,5 42 75,8 117,8 9,8

Como se observa el IEP, es definitivo en la vida reproductiva y por tanto biológica de las vacas, pues se ve, en el caso de las vacas en Cría con
19 Esta edad debe ser entre 8 a 12 años, también se denomina edad al sacrificio, de acuerdo a las condiciones agroecológicas donde se maneje, en bosque seco tiene un desempeño óptimo respecto al bosque húmedo, pero se tienen otros factores determinantes en esta edad.

3.5 partos en promedio, se descartan y es poco probable que se pueda aumentar este número, pues con 4.5 partos, se tendrían vacas de 139.4 meses o sea de 11.6 años, edad poco probable de alcanzar por el promedio de las vacas, dadas las condiciones adversas en las cuales se desempeñan estos animales, presentándose una alta tasa de descarte, que ronda el 30%. Para los otros sistemas, la situación no es mucho mejor, pues si bien se tiene indicadores mejores, como es el caso de la lechería especializada, se sabe del desgaste de estas hembras debido a los altos niveles de producción de leche que tienen. De igual manera la edad al primer parto especialmente en las ganaderías de trópico bajo es muy alto y difícil de reducir debido a la baja calidad y cantidad de la dieta que consumen. Estas vacas se deben amortizar en estos partos, lo cual afecta los costos de producción. Bajo las condiciones actuales de producción, además de las aspiraciones planteadas en las metas para la ganadería, no parece posible mejorar los desempeños de las vacas del hato nacional, pues se siguen realizando las mismas prácticas de manejo y alimentación e

implementado sistema productivos en condiciones desfavorables de adaptación.

BIBLIOGRAFÍA CONSULTADA FEDEGAN. PLAN ESTRATÉGICO DE LA GANADERÍA COLOMBIANA 2019. Bogotá D.C., noviembre de 2006. Valle, Alberto. Duración de gestación, producción de leche e intervalo entre partos de vacas Holstein de distintas procedencias. FONAIAP CENIAP. Unidad de Apoyo de Estadística, Maracay, Venezuela. 1995. Vergara G, Oscar; Cerón, Mario; Hurtado L, Naudin; Arboleda Z, Elkin; Granada P, Juan; Rúa B, Clara. Estimación de la heredabilidad del intervalo de partos en bovinos cruzados. . Rev.MVZ Córdoba 13(1): 1192-1196, 2008 http://www.holstein.com.co/index.php?doc=raza#

DESCARGAR ARCHIVO EN EXCEL

Medellín, Colombia. Febrero 2 de 2010.