You are on page 1of 5

3ª Parte NARRACIÓN GRAFICA

Uno de los principales elementos que crea la ilusión de “mover” la historia a través de las sucesivas viñetas es la técnica del ENCUADRE. Recibimos un guión y en él nos encontramos desglosados los diálogos junto a una descripción de cada escena. Citemos como ejemplo a “dos personajes conversando” A simple vista –y de hecho es así- la escena carece de emoción. A los personajes en cuestión no los vemos saltando, peleando, moviendo objetos u otro tipo de acción que nos facilite la tarea y haga más dinámica la situación. ¡Solo están hablando! Y ocurre también que en muchos casos esta situación de diálogo puede extenderse por dos, tres o más viñetas. He aquí la función del dibujante: Lograr que esa secuencia tenga impacto en el lector. Que sea ágil, que no se estanque. Hacerla de un modo u otro… interesante. Es aquí donde toma partido la técnica del encuadre. Pensemos en primera instancia en la pose de partida: Como dijimos, dos personajes hablando… y dispongámonos a bocetar aquello simple que nos viene a la mente: la pose tradicional, vista normalmente, tal como si estuviésemos viendo la escena parados al lado de nuestros protagonistas (fig. 1)

A partir de allí comenzaremos a mover nuestra cámara imaginaria, girando alrededor de esta imagen, buscando el mejor ángulo desde donde enfocar la escena para generar dinamismo. El encuadre debe ser minuciosamente estudiado, bocetando de primera con figuras simples y trazos sueltos para obtener una rápida visión de conjunto.

para entender estos conceptos). mientras probamos diferentes enfoques hasta encontrar aquel que sirva a nuestro propósito. por ello insistimos en que su entrenamiento debe ser permanente para evitar dudas llegado el momento de plasmar nuestras poses. Imaginemos que podemos “Volar” con nuestra cámara en mano alrededor de nuestros personajes. En la figura 3 no modificamos la altura. pero cortamos un poco la figura de la izquierda para lograr cierta asimetría en la composición y hacer que los huecos blancos queden desiguales. Observa como la línea de hombros y de cadera fugan hacia un mismo punto en el horizonte. Recuerda que visto desde arriba se llama “plano en Picado”. el llamado “punto de fuga” (Repasa las lecciones básicas de Perspectiva I. En la figura 2 nos elevamos y enfocamos al primero que habla de los dos. solo acercamos la cámara sobre los personajes. subiendo y bajando a la vez. . haciendo lo que se conoce como cerrar el plano y con ello conseguimos un “Primer plano”.El trabajo con el muñeco de alambre en las Hojas para Training nos dará la soltura necesaria para posicionar a nuestros personajes desde cualquier punto de vista.

Este es el típico caso de una composición en “L”. Z. recuerda cuando mencionamos sobre la importancia de construir utilizando formas como las letras capitales: L. pero le aplicamos el efecto de inclinar toda la imagen para romper la verticalidad. pero no menos destacado. C como esquemas de base para componer. además buscamos superponer a los personajes en algún punto.En la figura 4 colocamos la cámara un poco por arriba de los dos personajes. La figura 6 es otra opción en contrapicado (visto un poco desde abajo) pero otorgándole un protagonismo significativo a uno de los personajes y llevando al otro a un plano secundario. . pero uno de ellos se superpone sobre el otro… ¿Recuerdas en la lección anterior cuando hablamos de SUPERPONER. como un excelente recurso para crear profundidad? En la figura 5 la escena se toma desde abajo (se llama CONTRAPICADO o VISTA A OJO DE GUSANO). Y. S. J.

En los ejemplos 8 y 9 vemos el recurso de enfocar solo a un personaje. (y disculpa si insistimos con esto) el dibujo del muñeco de alambre. Esto es enfocar otro sector que rodea a los personajes y colocar los globos de diálogo indicando que allí se encuentran dos personajes viviendo una determinada situación. desde abajo.. pero no olvides mantener el hilo conductor de la narración de manera coherente. salir del entorno rompiendo la monotonía es un buen recurso. No olvides que aparte del cambio continuo de encuadres. debes también experimentar observando y probando constantemente. como si este girara la cabeza repentinamente hacia la cámara. . alternando unos con otros. en las próximas clases analizaremos más opciones para que puedas ponerlas en práctica.. desde otro lado. …Pero esto no termina aquí. Podemos salir de la escena hasta donde nuestra imaginación nos permita!. El dibujante debe siempre agotar las posibilidades de presentar los cuerpos vistos desde arriba. y desde atrás de uno de ellos enfocando el perfil del otro. desde un lado. para que cuando comiences a darle mayor estructura no represente un problema.Una opción para “desahogar” una secuencia es como se muestra en la figura 7: Si los personajes vienen conversando en varios cuadros seguidos. se debe complementar también con los cambios de PLANOS. aunque no podamos verlo. dominando como dijimos.