El papel que desempeñan los obstáculos Como ya se vio en la introducción, cada individuo es el resultado de dos fuerzas: la imitadora (que

está dirigida por el grupo familiar) y la creadora (que proviene de la Conciencia universal). Esta doble influencia podremos verla, a continuación, en un esquema donde los inconscientes encajan de manera concéntrica: —en el centro está el individuo y su inconsciente personal. —alrededor de él, los miembros del árbol genealógico y el inconsciente familiar. —a su vez, el árbol se inscribe en una sociedad que posee, asimismo, un inconsciente colectivo que es fruto de una cultura, que por su parte es fruto de la humanidad. —más allá de los límites de la Tierra cabe imaginar la existencia de un inconsciente cósmico, que es reflejo de la conciencia del universo, y un inconsciente «divino» o total, que sería el origen de donde surge toda Conciencia. Cualquier individuo se encuentra constreñido por una serie de influencias que lo modelan desde el exterior, mientras que el proyecto de la Conciencia (simbolizado en el esquema anterior por la flecha más gruesa) consiste en realizarse creativamente, de manera meditada y a pesar de los obstáculos puestos por nuestra educación repetitiva. Nuestro árbol genealógico, sometido también a las presiones de la sociedad la cultura, nos «esculpe» con las fuerzas de imitación, de repetición, de conformidad, de tradición. El trabajo de la Conciencia individual consiste en deshacernos de esos límites que no se corresponden con nuestra verdadera personalidad, para así poder realizar un proyecto inédito, original, nuevo. Como se puede apreciar, el camino de la conciencia atraviesa el árbol, la sociedad y la cultura para integrarse en el plano universal. El papel que el árbol asigna al heredero puede ser positivo o negativo: —Por ejemplo, ese hijo o esa hija designados para continuar la tradición familiar, para realzar el nivel intelectual o social de la familia, para reparar una serie de muertes habidas dentro del clan o, incluso, para restablecer la reputación familiar teniendo un buen matrimonio o conservando una posición social dada.

a todo aquello que hay en nosotros y que es más innovador y de una mayor altura. pero sin embargo necesito presentarte mis quejas: trabajo para abonar mis terrenos y lograr que el trigo crezca lozano. frente de él. son fruto de la herencia. Y la segunda. así.) – creativo o sexual? (frigidez a impotencia.. ratones. siendo capaces de remitirnos a la Conciencia. Desde el momento en que alguien intenta incorporar en su árbol información nueva.. deberemos enfrentarnos a ellos para. la hija «prostituida» que ha elegido una vía que no es conforme con la ideología del clan.) afectivo-(sentimiento de inferioridad. estos obstáculos nos van a parecer insuperables. en un primer momento. dificultades para crear.. por una vez. pájaros hambrientos. actuaremos como un mutante que aporta a su árbol genealógico una información nueva. aplicando una receta más o menos eficaz elaborada en el pasado. . debilitadas. Un campesino recibe la visita de su dios.. reaccionar adoptando una actitud ya existente. Cuando planta la semilla.. la Conciencia universal. presentes de una forma u otra en todas las familias. a continuación. Se arrodilla ante él y le agradece el haberle otorgado el don de la vida. evitarme estos males?» El dios satisface los ruegos del campesino. impulsándonos a producir. una solución inédita cuyo origen será. y ello en el caso de que mantengamos fidelidad a las fuerzas de imitación y nos comportemos de una manera heredada.. convertido en el heredero negativo del árbol: es el hijo que se convierte en alcohólico o drogadicto. dificultades o «heridas» tenemos. Los obstáculos y el héroe —Cuáles son los tres principales obstáculos con los que te encuentras en tu vida actual? —Son éstos de orden. transformarlos en etapas de nuestra liberación.. no se asoma ningún pájaro. Ante estos obstáculos. de salud. Y. como nuestros ancestros antes que nosotros. en realidad. ningún viento huracanado remece la tierra. material? (problemas de dinero. ningún insecto dañino. El ser humano avanza triunfando sobre sucesivos obstáculos. de territorialidad. conflictos recurrentes. agresiones verbales. la resistencia de éste se va a manifestar bajo la forma de obstáculos de muy diversa naturaleza y.—Inversamente. permitiendo simultáneamente que el obstáculo de que se trate se convierta en nuestro maestro. el ludópata empedernido que arruina a su mujer y a sus hijos o el fracasado que acaba en la miseria. lluvias torrenciales y plagas.) —Qué vínculos podrías establecer entre estos obstáculos y tu formación familiar? Y con la sociedad y la cultura en la que vives? . dos posibilidades de actuación: la primera.. Y por falta de obstáculos que vencer. llueve justo lo necesario.) intelectual? (incomprensión. la «oveja negra» de la familia es portadora de todos los estigmas que el árbol genealógico necesita expulsar de sí pero han recaído sobre uno de sus miembros en particular. a la creatividad. Hay un cuento iniciático que resume muy bien esta función esencial que tiene el obstáculo. las semillas se pudren en su buena tierra y no llegan a germinar. Véase el esquema de la página siguiente... «Todo te lo debo.. sequías.puedes. Ejercicio 3.. Todos estos casos. carencia de educación. el clima es benigno durante todo el año. Como sucede en las leyendas y los mitos. pero tú me envías huracanes.

sacraliza dicho centro y dale una existencia sólida imaginando una luz. puedes imaginarte a ti mismo sentado en un trono de luz. —Una vez que hayas explorado una tras otra las seis direcciones. superando tu propia historia. una llama o un color dorado. 4. Después. 6.Para cada uno de estos obstáculos. un rayo de luz que parte del centro y que va hacia abalo tan lejos como te resulte posible. y cuando alcances tu límite (que es el obstáculo actual a tu expansión). su triunfo sobre esos obstáculos como si se tratara del argumento de una novela o del guión de una película. ya enriquecido por ese conocimiento. —Ahora. con todos sus detalles. 2.) —A continuación. por esa gratitud y esa conciencia. seis puntos luminosos (rayos) tan lejos como te sea posible siguiendo las seis direcciones cardinales: 1. vuelve a tomar las soluciones «imposibles» e imagina a un personaje superior a ti (una suerte de héroe) que sí podría poner en práctica dichas soluciones. en el hara (debajo del ombligo)? Cualquiera que sea la elección. para traspasar nuestros propios límites es preciso llegar primero hasta ellos. 5. en principio. un rayo de luz que parte del centro y que va hacia delante tan lejos como te resulte posible. regreso al centro y haz . (Para estabilizar un poco más tu punto de partida. Así pues. exploraremos nuestras propias fronteras de un modo simbólico. por muy inverosímiles o estrafalarias que. Finalmente. Llegar o mis propios límites: ejercicio de expansión de lo conciencia De la misma manera que para entrar en un país extranjero primero hay que llegar a la frontera. dispón entre esas soluciones cuáles te parecen más factibles y cuáles están absolutamente fuera de tu alcance. desde ese centro comenzarás a proyector hacia el espacio. Ejercicio 4. Este ejercicio te permitirá distanciarte de las limitaciones que tu árbol genealógico te impone. un rayo de luz que parte del centro y que va hacia la derecha tan lejos como te resulte posible. propón la invención de al menos seis soluciones creativas que te permitan vencerlos. será válida para el presente ejercicio. imaginaria y sucesivamente. un rayo de luz que parte del centro y que va hacia arriba tan lejos como te resulte posible. —Siéntate relajadamente en un butacón y comienza a pensar dónde se encuentra tu centro energético: ¿en la cabeza. Pon a trabajar tu imaginación como si se tratara de un personaje de ficción y no de ti mismo. —Ve tú también tan lejos en cada una de estas direcciones como tu imaginación te lo permita. 3. pudieran parecerte dichas soluciones (como por ejemplo imaginar la intervención de un personaje sobrenatural o bien asumir que tenemos poderes sobrehumanos). Visualiza. un rayo de luz que parte del centro y que va hacia atrás tan lejos como te resulte posible. un rayo de luz que parte del centro y que va hacia la izquierda tan lejos como te resulte posible. agradécele que se te haya manifestado y luego dirige el rayo de luz hacia ti. en el plexo solar (en la punta del esternón). en el pecho.

) —Toma conciencia de esta burbuja que te rodea. Es perfectamente posible hacer este ejercicio repetidas veces. es decir. . el tiempo que has consagrado a esta experiencia. (Este espacio será el que defina tu «burbuja».que surjan ¡untos los seis rayos de luz imaginarios. cuanto más te sea posible. creando en torno a ti un espacio en tres dimensiones que se extienda. antes de reemprender el curso de tu vida diaria. A medida que vayas ejercitándote en él. regresa al centro y concédete algún tiempo para poder apreciar. comprobarás que los rayos de luz llegan cada vez más lejos. asimismo. el espacio en el cual eres capaz de desplegarte en el momento presente.