UN LIBRO INTERESANTE, ¨O CAMINHO BUDISTA¨, DE CHAGDUD TULKU RINPOCHE (II) Por: Juan de la Cruz Gómez Pérez

La ascensión espiritual, es todo un proceso que no solo ocurre en una sola existencia, sino que se necesita muchas vidas y tiempos para continuar el desarrollo y ascenso espiritual de los seres. Llegar a la sabiduría, a la perfección, es todo un proceso que requiere de numerosas vidas, y un periodo de tiempo ignorado en la existencia presente. Todo el tiempo que se requiere para alcanzar la transcendencia no es posible determinarlo en una sola existencia. El conjunto de la existencia nos dirá el tiempo que se necesitó, pues solo en la culminación de este ascenso espiritual sabremos del periodo de tiempo que se requirió. Pero lo importante y trascendental es el recorrido, más que la culminación. Es en el camino que se perfeccionan todas nuestras debilidades e imperfecciones. Se sabe que todo ser viviente anhela trascender, buscar la sabiduría, buscar la perfección. Es la meta suprema anhelada de todo ser viviente. En ese sentido, Islandia Oliveria, escribió el 26 de agosto del año que discurre, refiriéndose a un trabajo previo que había escrito, el autor del presente trabajo, que:
¨Trascendencia es la palabra, Profesor. Al principio, debido a nuestra educación judaico-cristiana, todo suena muy diferente, especialmente cuando las numerosas referencias a esta singular caminada, la ascensión espiritual, indican que no se hace en una sólo existencia, pero en muchas vidas, a lo largo de siglos. Pero después, esta misma filosofía encuentra eco en nuestro interior porque, al parecer, es lo que anhela todo ser viviente, trascender, buscar la sabiduría, buscar la perfección. No es una casualidad que encontramos el concepto de la encarnación en el Budismo. Ocurre que, posiblemente, en el Oriente no ha llegado la tradición sacerdotal que ha ocultado de las Sagradas Escrituras el concepto de la encarnación. Las razones, desde la dominación eclesiástica y su acuerdo con los gobiernos laicos, hicieron tal segregación que estudios apuntan que haya ocurrido en el Siglo III. De todos modos, enfatizamos el Templo Budista que has visitado en Três Coroas, Rio Grande do Sul, como siendo un oasis en nuestra región, y eso se debe a su singular belleza desde el punto de vista geográfico, en el alto de una montaña, con una vista espléndida, dónde el Maestro Rinpoché hizo la construcción de los templos, según

cuentan, son réplicas de los templos budistas del Tibet, la tierra de Rinpoche, que eligió estas cercanías por su belleza y energía. Así sentimos allá.¨

Así es… un lugar muy hermoso, sublime, lleno de energías positivas y saturadas de paz. Lugar que llama a la meditación y a la trascendencia. A seguir el ascenso espiritual para alcanzar la perfección, la paz, la sabiduría, es decir, para reencontrarse con el universo mismo. La obra ¨O Caminho Budista¨, presenta el ascenso espiritual con niveles de complejidades conjuntamente con sus propios métodos que nos conducen a estadios de espiritualidad más elevada. En ese sentido, en la página 26 de la obra, muestra que Buda Shakyamuni enseñó los tres giros de la rueda del darma. Para el primero, expuso los 21,000 métodos que son antídotos para el deseo. En el segundo, presento los 21,000 métodos que son antídotos para la rabia. El tercer giro, enseño los 21,000 métodos que funcionan como antídoto para la ignorancia y un cuarto giro enseño 21,000 métodos para remover todos los venenos de la mente al mismo tiempo. Estos 84,000 métodos son las claves para las desilusiones. Cada método tiene que ver con las enfermedades de cada persona. Todo parece indicar que en eso 84,000 mil métodos, está cifrado la forma o manera de alcanzar la iluminación, pues ellos le permiten a los seres adaptarse a las características de cada ser viviente. Y puedan alcanzar la iluminación. Es en la práctica, en la utilización de estos métodos como practica de vida, que nos libera y nos pone en condiciones de alcanzar la perfecta iluminación, es decir nos conduce a la trascendencia. Trascender es liberarnos del sufrimiento en tiempo y espacio de este mundo materialista y mundano, por tanto, trascender este mundo es un estado de absoluta liberación. Es escaparle a la vejez, a la enfermedad y a la muerte para alcanzar la iluminación. En la próxima entrega veremos las cuatro nobles verdades que enseñó Buda, veremos que la vida presente es insatisfactoria y llena de sufrimiento, por los deseos, los apegos a nuestro oscurantismo. Veremos que es posible alcanzar el bienestar, la paz con un correcto modo de vivir, acompañado de una auténtica meditación, se puede ser feliz.juanelquimico24@gmail.com

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful