You are on page 1of 5

ACTUALIZACION: CONSECUENCIAS DEL CRECIMIENTO FETAL ANORMAL

MEDICINA MATERNO FETAL

UMAE HGO CMNO R2GO R Jafit González Lopez

Típicamente. Los efectos de la malnutrición fetal son particularmente relevantes. El feto pequeño para edad gestacional es una estadística arbitraria relacionada con el peso mínimo al nacer ajustado a las semanas de gestación en la medición. RCIU es una falla para alcanzar la tasa normal de crecimiento en útero y es un signo de desarrollo patológico. pero algunos estudios usan la percentila 10. muchos de los cuales son de interés para los endocrinólogos. A pesar de que continuamos aprendiendo más de las manifestaciones clínicas que resultan del RCIU. el énfasis ha cambiado a las consecuencias a largo plazo del crecimiento fetal anormal. dislipidemia y resistencia a la insulina. El fenómeno es nombrado “enfermedad del adulto de origen fetal” y aplica a un arsenal de resultados adversos. que puede ser definida como el fenómeno por el cual un genotipo puede dar lugar a un rango de estados fisiológicos o morfológicos diferentes en respuesta a las diferentes condiciones del entorno durante el desarrollo. obesidad. El bajo peso al nacer es usualmente definido como peso al nacer menor de 2500g e incluye prematuros y FPEG. esto en el último de los casos lleva desarrollo prematuro de enfermedad cardiovascular. este es más de 2 desviaciones estándar por debajo del peso promedio. especialmente en el caso del RCIU. en pocos niños cumpliendo la definición de pequeño podría ser esperado tener realmente un desorden en el crecimiento intrauterino. Es evidente que los individuos que muestran crecimiento in útero pobre tienen un riesgo incrementado de DM2.ACTUALIZACION: CONSECUENCIAS DEL CRECIMIENTO FETAL ANORMAL Hace décadas. los cuales contribuyen al síndrome metabólico. En el caso más extremo. Esto incluye resistencia a la insulina. Estos incluyen estatura baja y niños y adultos. adrenarca prematura y el síndrome de ovario poliquístico. a pesar de que podría seguir habiendo importantes manifestaciones clínicas durante la adultez relacionadas con el tamaño al nacer. Una reducción en los nutrientes por debajo de lo requerido para el crecimiento fetal reprograma al producto vía cambios estructurales y funcionales que en el contexto del exceso de nutrición postnatal predisponen a la enfermedad. hipertensión. un punto clave en la DM2 y la reducción de nefronas. incluyendo resistencia a la insulina que lleva a la enfermedad. Los avances recientes en nuestro entendimiento de los procesos epigenéticos aunados a la habilidad técnica de examinar cambios epigenéticos en loci específicos y a través del genoma humano si el principio para definir las rutas a la obesidad y la diabetes en niños que experimentaron RCIU. Estudios subsecuentes demostraron que el crecimiento postnatal es un cofactor importante en la expresión de enfermedad tardía. probablemente llevando a la hipertensión. Implícito en este concepto esta la idea de que hay un periodo crítico cuando el sistema es plástico y sensible al entorno. Eriksson y asociados encontraron que los niños con el peso al nacer más bajo e IMC . El núcleo de esta discusión es el concepto de la plasticidad del desarrollo. seguido por la pérdida de plasticidad y una capacidad funcional fija. la importancia sobre el crecimiento fetal anormal fue principalmente dirigida a través de la supervivencia y la salud del producto en el periodo neonatal inmediato. el mecanismo específico envuelto en la programación de las rutas hormonales in útero y su respuesta permanecen ampliamente desconocidas. Hoy. OBESIDAD/DM2 Y EL SINDROME METABOLICO Reportes tempranos de Barker y asociados definieron la relación entre el peso al nacer y las enfermedades cardiovasculares tardías y condujo a postular que la desnutrición programa a la descendencia vía cambios estructurales y funcionales permanentes. en adición a las degeneraciones metabólicas. Es útil definir ciertos términos para poner estudios específicos en el contexto adecuado.

Solo una del grupo desarrollo SOP. y triglicéridos séricos altos. el análisis fue realizado 7 años después del inicio del estudio. El efecto fue mayor en el periodo del nacimiento a los 3 meses de edad. y que el patrón de crecimiento y ganancia de peso después del nacimiento es la llave para determinar el futuro del estado de salud del individuo. de los cuales el 4% fueron FPEG. circunferencia abdominal mayor y menor sensibilidad a la insulina como adultos jóvenes. cuando la cohorte tenía 22 años en promedio. todos los sujetos no fueron tratados por el año subsecuente. Leunissen y colaboradores describieron la relación entre el primer año de crecimiento y la prevalencia de los factores de riesgo para las enfermedades cardiovasculares y metabólicas en un grupo de adultos jóvenes. Reinehr y colaboradores examinaron la prevalencia del síndrome metabólico en 804 niños con sobre peso a la edad promedio de 11 años. Se ha reportado recientemente los resultados de un ensayo clínico con metformina para determinar su efecto en el curso clínico de la pubarca prematura en niñas con pesos al nacer bajos. Estos resultados mostraron el impacto a largo plazo de los PEG en la salud metabólica en la adultez. En la última actualización la cohorte era 7. Cuando estos sujetos se subdividían en ganadores rápidos o lentos de peso durante sus primeros 3 meses. Específicamente. Se concluyó que la . bajos niveles de HDL. 6 veces más que los niños con peso apropiado. En el reporte temprano. a pesar de que esto solo es 2 veces más grande que los del grupo de peso apropiado. Meas y colaboradores continuaron reportando resultados de una cohorte de niños nacidos en Hagenau. la ganancia de peso durante los primeros 3 meses de vida se asoció con sensibilidad a la insulina reducida. mientras que 7 del grupo de la metformina tardía lo desarrollaron. Cuarenta por ciento de los niños con sobrepeso que estaban en el grupo de PEG tuvieron síndrome metabólico. Francia. comparados con el 17% de los que nacieron con peso promedio para edad gestacional. Brufani y colaboradores mostraron que el deterioro metabólico en niños con sobrepeso u obsesos que fueron de los PEG no fue solo por la resistencia a la insulina coincidente sino que también envolvía secreción de insulina atenuada.más alto a la edad de 11 años estaban en riesgo más grande para el desarrollo subsecuente de DM2. Después de completar un año o los cuatro años de metformina. mucho tiempo antes que el desarrollo de las morbilidades. PUBARQUIA TEMPRANA Y SOP Se ha hipotetizado que la resistencia a la insulina y la dislipidemia que sigue al nacimiento de niñas con PEG lleva a u estado hiperandrogénico resultando en una pubarca temprana seguida de un síndrome de ovarios poliquísticos. sugiriendo que una ganancia rápida de tejido adiposo probablemente fue la responsable. con un seguimiento en la adultez.5 años más grande y la prevalencia en el grupo de los PEG fue de 9%. de edades entre 18 y24. los índices insulinogénicos y de disposición medidos después de la carga oral de glucosa indicaron discapacidad de las células beta en los niños PEG comparados con los niños con sobrepeso que nacieron con pesos adecuados. En un grupo de 257 niños de los cuales 44 fueron PEG. los ganadores rápidos tuvieron más grasa corporal. enriquecidos por un bajo peso al nacer.6%. Las niñas que recibieron la metformina tempranamente fueron 4cm más altas. Estas asociaciones estuvieron presentes incluso cuando el crecimiento fue lineal. La hipertensión se incrementó 5 veces en los niños PEG y la prevalencia del intolerancia a la glucosa fue más del doble. Se les dio metformina a diecinueve niñas de 8 años por 4 años y fue comparado con el control que recibió metformina 1 año antes de los 13 años. Se encontró que los estados metabólicos desfavorables son evidentes en el joven. estos nacidos con bajo peso tuvieron una prevalencia de síndrome metabólico de 2. tuvieron una tasa baja de grasa previsceral e índices reducidos de exceso de andrógenos.

Una publicación reciente reporto la seguridad de la GH en aproximadamente 55. incluyendo el SOP. Aproximadamente 50% de los sujetos con SRS tuvieron un defecto en la metilación del DNA envolviendo al locus IGF2/H19 en el cromosoma 11. Los factores importantes para la alta respuesta fueron la dosis de la GH (entre más alta mejor). Muchos de estos probablemente afectan el axis GH/IGF y potencialmente explican la variación adicional de la respuesta en estos niños. El grado en el cual la terapia con GH benéfica es controversial. OBSL1o CCDC8. pero es tranquilizador que el perfil de seguridad para esos individuos con estatura baja idiopática y clasificados como otros indico las tasas bajas relativas de los efectos adversos. La causa del SRS es desconocida. El primer año de tasa de crecimiento predijo el segundo y tercer año. El síndrome 3-M es una condición autosómica recesiva caracterizada por RCIU seguida por falla en el crecimiento postnatal. El síndrome de Silver Rusell es una condición con RCIU severo. En los estudios las estaturas en la adultez estuvieron significativamente por debajo de las tallas parentales en promedio. La eficacia en la terapia de GH en formas sindromicas de estatura baja después de RCIU ha sido una respuesta frecuente. Cuando se comparaba con los niños con bastante deficiencia de GH.administración temprana de metformina previno o retraso las manifestaciones del hiperandrogenismo. mientras que otros mostraron disomia materna del cromosoma 7. El tratamiento con GH para niños con baja estatura por RCIU es considerada una práctica estándar por muchos médicos. Sin embargo. CRECIMIENTO Y ESTATURA Esta estimado que el 90% de los niños nacidos con PEG eventualmente ganaran y mantendrán alturas en el rango normal. No obstante. Es causada por mutaciones en CUL7. más común que el síndrome 3-M y también se ha examinado para la respuesta a la GH. Un estudio reciente de asociación genómica extenso identifico cerca de 180 genes que estaban asociados a la estatura. Estudios previos han indicado que esos individuos que tenían homocigotos para la dilección del exón 3 del GHR podrían responder mejor a la GH. 10% permanecen pequeños y constituyen una proporción significativa de adultos con baja estatura. la respuesta de la GH y la máxima altura alcanzada en individuos es muy variable. Dorr y colaboradores buscaron determinar si una variación polimórfica del gen del receptor de la GH pudiese explicar esta respuesta heterogénea.000 niños de un de entre un registro de GH. el costo por la calidad de vida incrementada fue el doble. Un estudio en Suecia reporto una mejoría significativa costo-efectiva en los niños nacidos con PEG. Un estudio de 35 niños pequeños que fueron PEG. Se realizó u método para predecir la respuesta de la GH en una variedad de condiciones y recientemente se probó un modelo usando datos del registro internacional de crecimiento. pero aún no se hacen estudios confirmatorios. estas medidas solo explicaron solo la mitad de la variabilidad de la respuesta del primer año y solo la tercera parte en los años subsecuentes. Los niños con PEG no fueron examinados por separado. Se acompañó en disminución del 40% de la adiponectina y 30% de folistatina. Ensayos de GH en los EEUU y en Europa en estos niños condujo a aprobar la GH para el tratamiento de la estatura baja en niños nacidos con PEG. el ciclo corto de tratamiento de GH reduce la grasa corporal e incrementa la ganancia en masa magra. Como consecuencia. . probablemente reflejando las dosis altas necesitadas en los niños con baja estatura PEG.

Reportaron cerca de 500 regiones diferencialmente metiladas en asociación con 107 genes expresados placentariamente y cerca de 100. Esto ocurre porque la expresión de Pdx1 está comprometida como resultado de alteraciones especificas en la metilación del ADN y la acetilación de las histonas. Hay evidencia emergente que los mecanismos epigenéticos están envueltos en dicha programación de la descendencia ya sea para mantener la salud o desarrollar la enfermedad en adultos. Datos que revelen la causa efecto no existen aún en humanos. Un reporte de Einstein y colaboradores identificaron alteraciones epigenéticas que podrían proporcionar un vínculo entre RCIU y DM2 en la vida futura. una condición frecuentemente asociada con RCIU. y encontraron que 34 genes que estaban diferentemente metilados. estas células primordiales pueden reflejar la variación en la metilación en otros tejidos menos accesibles. esta es un área de investigación que tiene implicaciones diagnósticas. . Lambertini y colaboradores usaron una aproximación genómica para identificar regiones de metilación diferencial de ADN en las placentas de los niños con RCIU. Un interés en particular fue la reducción de la metilación del promotor HNF4A por que las mutaciones en este promotor causan MODY 1. obesidad y otras secuelas. La prueba principal puede ser vista en un modelo de roedor con RCIU. desarrollan diabetes cuando son adultos debido a una masa reducida de células beta.000 DMR en el genoma entero.VINCULADO EL CRECIMIENTO FETAL CON LOS EFECTOS TARDIOS Las asociaciones entre el RCIU y las anormalidades posnatales del crecimiento y del metabolismo son indisputables. Cuando los fetos de las ratas tienen crecimiento retardado por disminución del flujo de sangra uterino. pero reportes de modificaciones epigeneticas coinciden con los fetos con crecimiento alterado y parecen estar aumentando su frecuencia. A pesar que la metilación del ADN y la metilación de las histonas son explicaciones muy atractivas para el mecanismo de los orígenes fetales. Los cambios epigenéticos no siempre son inmutables por ejemplo cuando se le inyectaba análogos de glucagón a las ratas con RCIU se abolía la programación de la DM2. La hipótesis de Barker asume que el entorno (nutrición fetal inadecuada) cambia por siempre el estado hormonal y fisiológico de la descendencia cuando el insulto es aplicado durante el desarrollo crítico y resulta en DM2. Se empleó una aproximación genómica para buscar células madre hematopoyéticas con loci modificados epigenéticamente. pronosticas y terapéuticas. Yuen y colaboradores usaron un método en arreglo para medir la metilación de los genes de 800 genes en preeclampsia de inicio temprano. pero los mecanismos subyacentes aun no son dilucidados. Finalmente las modificaciones epigenéticas son frecuentemente tejido-especificas. En teoría. RNA no codificante que esta fisiológicamente regulado y ejerce efectos al unirse con mRNA y afectando su traducción. tejido adiposo las células beta pancreáticas. puesto que las células beta se restauraban. El MicroARN es un pequeño. otros procesos también podrían estar involucrados. así los hallazgos en la placenta no aplican al musculo. Así con un mejor entendimiento de como las condiciones maternas afectan a las rutas que llevan a las enfermedades metabólicas podríamos ser capaces algún día de vacunar a los niños para revertir potencialmente los detrimentos epigenéticos y por lo tanto prevenir las manifestaciones de las enfermedades en el adulto. Encontraron diferencias consistentes en loci cerca de los genes que controlan el crecimiento.EPIGENETICA . A pesar de estas limitantes.