You are on page 1of 10

NEGOCIO JURÍDICO: Pandectística y Teoría General: En el siglo XIX cristaliza, en el marco de una Teoría General del Derecho, la pretensión

de construir un derecho universal que, conformado como un sistema científico, resultase equiparable a las ciencias naturales y, por ende, válido en cualquier tiempo y lugar. La formula la Pandectística alemana entorno a una serie de conceptos teóricos y abstractos como pueden ser: persona jurídica, capacidad jurídica o negocio jurídico; que siguen, de alguna forma, vigentes en los Ordenamientos actuales. Se debe a Savigny, considerado precursor del pandectismo, la conformación de las líneas generales de lo que luego se denominó el negocio jurídico, y su fundamentación en la voluntad de las partes intervinientes, lo que constituye quizás la parte más original de la construcción pandectística. Concepto: El concepto de negocio jurídico nace, como concepto técnico, en el ámbito de la doctrina, en buena medida, gracias al estudio de su naturaleza y problemática en la obra de Savigny de principios del siglo XIX. El negocio jurídico es un acto en el que la voluntad se dirige a constituir, extinguir o cambiar una relación jurídica, conforme a la ley. El concepto engloba pues dos términos abstractos: acto jurídico y relación jurídica; que requieren, para su comprensión, una correcta comprensión de los siguientes conceptos. Hechos naturales: Fenómenos de la naturaleza, como una tormenta que, no producen, consecuencias jurídicas, en principio. Hechos jurídicos: Hechos que producen efectos jurídicos y que están regulados por parte de la norma jurídica. Podemos, por tanto, definir el hecho jurídico como un acontecimiento de orden natural que es tenido en cuenta por el Ordenamiento jurídico, en orden a la atribución de determinados efectos jurídicos. Acto jurídico: Se denomina así a un hecho jurídico en el que interviene la voluntad humana. Los actos jurídicos pueden ser lícitos, cuando no contradicen la normativa jurídica vigente, o ilícitos, cuando la contravienen. Negocio jurídico: Es un acto lícito, mediante el cual, uno o varios particulares, en el ejercicio de su autonomía de la voluntad, regulan sus intereses, en relación con los de otras personas, de conformidad con las exigencias establecidas por la ley, que reconoce los efectos perseguidos por los intervinientes.

-

-

Clases de negocios jurídicos: a) Número de declaraciones de voluntad que integran el negocio, se emplea el término partes para referirse a los intervinientes del negocio (tanto personas físicas como jurídicas). Puede ser de 3 tipos:  Negocios unilaterales: Existe una sola declaración de voluntad.  Negocios bilaterales: Declaración concorde de dos voluntades.  Negocios plurilaterales: La voluntad concorde atañe a tres o más personas. b) Existencia o no de contraprestación entre las partes:  Negocios onerosos: En los que cada una de las partes obtiene un provecho patrimonial que resulta equivalente a la contraprestación realizada a favor de la otra parte.  Negocios gratuitos / lucrativos: En los que una de las partes obtiene un provecho o una ventaja sin que deba realizarse una contraprestación a favor de la otra parte.

e) Causa (finalidad práctica y específica) tenga o no carácter esencial: Todos los negocios tienen causa. pero se diferencian en:  Negocios causales: La causa se explicita o puede deducirse de la estructura del negocio.c) Momento en que se producen los efectos:  Negocios inter vivos: Los efectos del negocio nacen. obedecen a una motivación específica. . d) Naturaleza de los efectos producidos:  Los que producen efectos reales (transmisión de una propiedad o constituir/extinguir derechos reales. en el sentido de que constituye un elemento esencial del negocio. Elementos del negocio jurídico: Hay que distinguir entre: Elementos esenciales: Son aquellos que se consideran necesarios para que el negocio exista. Elementos naturales: Son aquellos que se dan en un negocio. en vida del sujeto que los realiza. f) Formalidades exigidas por la ley para la validez del negocio:  Negocios solemnes: La manifestación de voluntad debe expresarse necesariamente conforme a lo establecido en las normas jurídicas. que se exige con carácter obligatorio. cuando se destinan a producir obligaciones que recaen sobre una o varias personas.  Negocios abstractos: No requieren que la causa o motivación se manifieste. Asimismo la forma es un requisito ad solemnitatem o ad substantiam.  Negocios mortis causa: Son aquellos cuyos efectos se aplazan hasta el momento del fallecimiento de quien los concluye. salvo que las partes pacten lo contrario. que son inherentes al mismo. La forma en la que se manifiesta la voluntad tiene un carácter probatorio y no constitutivo.  Los que producen efectos obligacionales. sino que puede ser expresada de cualquier modo. de que efectivamente el acuerdo se ha producido o la declaración de voluntad se ha emitido. por su propia naturaleza. por lo que esta no tiene un carácter esencial. para que el negocio exista. Elementos accidentales: Son aquellos que deben su existencia al acuerdo de las partes. Lo relevante en este es la forma en la que se manifiesta la voluntad.  Negocios no solemnes: La ley no exige a las partes del negocio que exterioricen su voluntad de una forma determinada.

y no formales o libre de forma.  . al considerarlo un asentimiento: mancipatio.Dolo. Atendiendo al medio utilizado: la voluntad puede ser declarada a través de actos. no estar viciada: . engañarle o defraudarle”. pueden ser de dos tipos: formales. En caso de que el medio sea la palabra. en su caso. con respecto a esta última forma. fórmulas determinadas. propios del primitivo ius civile. en atención a la eficacia de la declaración.Violencia física. esta divergencia puede ser de dos tipos: Divergencia consciente o querida entre ambas voluntades: Los supuesto paradigmáticos de esta son:  Declaraciones iocandi o docenci gratia: Las declaraciones que se hacen de broma o por razón de enseñanza. es decir. arrendamientos rústicos. restrictio mentalis: Los negocios realizados con reserva mental. son válidos. en los que la ley especifica la forma en la que debe ser declarada la voluntad. es decir. se fueron generalizando en el tráfico jurídico. se caracterizan por la libertad de los sujetos para expresar su voluntad y fueron los propios del ius gentium en una primera época. esta puede ser: oral. gestos. les hubiese ocasionado. sus efectos. definido por Labeón como: “Toda malicia. Reserva mental. 2. que le reconocen este valor. Debía ser auténtica. metus. . no dan lugar a negocio jurídico. La expresión de voluntad se puede clasificar de diferentes formas: Atendiendo a las exigencias legales. que es el temor a sufrir algún daño injusto. inmediato o grave. en los que destaca su carácter expreso. aunque. Declaración de voluntad: Esta debe expresarse para que el negocio produzca efectos jurídicos. excepto en determinados supuestos.Intimidación o violencia psíquica.Elementos Esenciales: 1. que el silencio no establece declaración de voluntad. También era necesario tener capacidad jurídica. Auténtica voluntad: Deseo consciente de concluir el negocio y alcanzar las finalidades previstas por el mismo. cuando se piensa una cosa y se declara otra. vis absoluta. engaño o maquinación realizada para valerse de la ignorancia de otro. a la otra parte o a un tercero. escrita o tácita (el silencio). Concordancia entre voluntad interna de las partes y la declarada por estas: En caso de existir una divergencia entre ambas voluntades. 3. documentos o palabras. los perjuicios que. . - 4. paulatinamente. in iure cesio. se establece con carácter general. Capacidad de obrar: Los sujetos intervinientes deben tener capacidad negocial específica para intervenir en el concreto negocio jurídico de que se trate. si bien el declarante deberá indemnizar.

o a la parte con la que se realiza el negocio. Simulación: Se produce cuando ambas partes intervinientes en el negocio quieren algo diferente de lo que declaran. Con carácter general. Con carácter general. Siempre es relevante. Error como ignorancia de una norma jurídica o sobre su alcance o interpretación error iuris. teniendo en cuanta dos circunstancias:  Si el error es producto o no de inexcusable ignorancia: la única ignorancia válida es la de hecho. En los negocios no formales se estableció la no validez del negocio disimulado y la validez del simulado. Error in corpore: Afecta a la identidad física del objeto del negocio. - Divergencia no querida: Son los supuestos de error. empleándose el término error con significados diferentes:    Error como ignorancia. menores. De forma excepcional se permitía a determinadas personas alegar error de derecho. dependerá de si la identidad del sujeto es o no determinante del negocio. que sería por tanto el negocio simulado. en casos concretos (campesinos. del negocio concluido. que ocasiona una voluntad que adolece de un vicio para la conclusión del negocio. cuando la divergencia se debe a una falsa representación de la realidad de una circunstancia de hecho. las partes se han puesto previamente de acuerdo en la divergencia entre lo querido y lo declarado. Error impropio: equivocación o lapsus en la declaración. Se produjo paulatinamente una evolución en el sentido contrario. Error in persona: Afecta a la identificación de la persona destinataria de la declaración. En el primer caso es esencial y en el supuesto del error en un negocio bilateral.  .  Si es o no relevante el aspecto concreto sobre el que recae la equivocación. La determinación sobre la validez o invalidez se atiene a soluciones ad causum. en un testamento.  Relativa: Tiene lugar cuando la efectiva voluntad de los intervinientes se dirige a concluir un negocio diferente. debido al formalismo del ius civile. es el error facti. soldados…). Error en sentido técnico. Sucede cuando el negocio es entendido de modo diverso por los intervinientes en el mismo. se estableció en los negocios formales la no validez del negocio simulado y la validez. discordancia entre lo que se quiere y lo que se dice.  o Supuestos de error:   Error in negotio: Afecta a la naturaleza del negocio concluido por las partes se considera. pues los errores esenciales o relevantes producen la nulidad del negocio. generalmente esencial. del negocio disimulado. con lo que se produce el acuerdo simulado. soluciones específicas según los casos concretos. Puede ser:  Absoluta: Las partes no quieren concluir ningún negocio. En la época arcaica el error suponía la nulidad del negocio jurídico. el negocio oculto o disimulado. carencia de conocimiento acerca de un hecho o de un objeto. respecto del cual se establece su no relevancia a efectos jurídicos.

será pura aquella obligación cuyo cumplimiento no dependa de condición alguna. 3) Cuando se tiene seguridad de que la condición no se va a cumplir. en especial en el marco de los negocios mortis causa. Esto produce tres posibles situaciones: 1) Mientras la condición no se produce. de la condición acarrea la extinción o resolución de los efectos propios del negocio.  Condiciones negativas: Aquellas cuyo contenido consiste en una abstención o en una falta de actuación. que es la postura que se acoge) o situarse en el momento en el que la condición se cumple. y sin que constituyan elementos naturales del mismo. Estos son: 1. el negocio condicionado se hace perfecto y produce todos sus efectos. el negocio se tiene por no realizado. identificación o determinación. conforman los elementos accidentales. Siendo objeto de polémica si el inicio de la producción de efectos del negocio. Error in qualitate: Afecta a las cualidades no esenciales de un objeto o materia y no se considera esencial (la pureza de un metal o la calidad de una madera de menor grado que el que se pensó). el negocio está pendiente. reponiéndose la situación al estado previo a su otorgamiento. en un acontecimiento positivo. Hay tres categorías de condición:  Condiciones suspensivas y resolutorias:  Condiciones suspensivas: Si un negocio está sometido a estas. condictio: Se entiende por esta la cláusula consistente en un acontecimiento futuro e incierto del cual se hace depender la producción de efectos de un negocio jurídico. Condición. determinados supuestos. debe retrotraerse al momento de perfección del negocio (ex tunc. ex nunc. con carácter general nulidad. 2) Una vez cumplida/verificada la condición. el cumplimiento. la motivación puede afectar a la validez del negocio. Sin embargo. si bien los sujetos intervinientes en el negocio no podrán realizar actuación alguna que impida el cumplimiento de la condición. Se suele asimismo denominar condición al propio acontecimiento mencionado en la cláusula. Error in quantitate: Afecta a la cuantía referente al objeto del negocio y la casuística referida al carácter o no de esencial del error es muy variada y depende de las circunstancias que concurren en el supuesto concreto. en su caso. los efectos de aquel no se producen hasta el cumplimiento de la condición. Condiciones positivas y negativas:  Condiciones positivas: Aquellas que consisten en imponer un acontecimiento. y tiene carácter esencial. deficiente conditione. y si lo hicieren se tendrá por cumplida la condición.   Error in substantia o in materia: Afecta a las cualidades esenciales o determinantes del objeto del negocio. sin afectar a los elementos esenciales. El error en la motivación. casuales y mixtas:   . Condiciones potestativas. existente conditione. Elementos Accidentales: Los accidentalia negotii son las cláusulas que las partes de un negocio jurídico adicionan. en el negocio. pendente conditione. se considera perfecto con todas sus consecuencias y efectos. si bien. En contraposición a la obligación condicional.  Condiciones resolutorias: Si un negocio está sometido a esta. no produce.

legados. que el disponente impone al beneficiario. esta garantía se denominó Cautio Muciana. modus: Es una cláusula cuya incorporación a los negocios a título gratuito (donaciones. estos son los actos legítimos. la relación obligatoria sería nula. limitación o gravamen. ni resolutorios respecto del negocio al que se adiciona como elemento accidental. a partir del cual se iniciarán o cesarán los efectos de ese negocio. . 3. en virtud de la cual se señala una fecha (dies a quo) o un acontecimiento futuro y cierto (dies ad quem). Cuando no se pueda cumplir el legado modal en los mismos requisitos que ordenó el testador. de forma excepcional. Condiciones potestativas o voluntarias: Aquellas que dependen de la voluntad de una de las partes intervinientes o afectadas por el negocio. el nombramiento de un tutor por un magistrado y la opción de una persona sometida a esclavitud. El Derecho clásico sólo establece. El deudor puede anticipar el cumplimiento de su obligación. deberá hacerse de la forma que suponga mayor respeto a su voluntad. institución de heredero) comporta una carga. a diferencia de la condición. pudiendo ser este momento cierto (dies certus an certus quando. las contrarias a la ley o a la moral. de naturaleza incierta. El cumplimiento del modo no tiene efectos suspensivos.  Si esta consistiere en un hecho negativo (no hacer algo). Modo. dado que la condición no podría considerarse efectivamente cumplida hasta que se verificase el fallecimiento de la persona que promete la no actuación. o de un día incierto. Entre ellos figuran: la emancipación. los requisitos necesarios para la validez del negocio jurídico. dies: Es una cláusula que las partes pueden adicionar a un negocio jurídico.  Si el cumplimiento de la condición dependiera de un mero arbitrio del deudor. o no inciertos. la adición de la herencia. en contraposición al Derecho postclásico y justinianeo (la regla general es la coercibilidad en la exigencia). Término o plazo. Se caracteriza por referirse a momentos futuros. ni las cláusulas que contengan actividades o acontecimiento imposibles. previsto al margen de la voluntad de los sujetos intervinientes en el negocio. Ejemplo: Si la nave llega a Constantinopla en una semana. Tampoco son consideradas condiciones. * No son consideradas condiciones las denominadas condictio iuris. positivo o negativo. es decir. Venire diem: El momento en el que se cumple el plazo y el negocio comienza a producir frutos. 2. por medio de la actio praescriptis verbis. la exigibilidad de cumplimiento al gravado con un modo. la aceptilación. garantizase la restitución del beneficio en caso de incumplimiento. La certeza de que el término se verificará no comprende el momento en que esta se verificará. ni las consistentes en hechos no futuros. * No todos los negocios toleran la adición de término o de condición. especificando el cuándo) o incierto (dies certus an incertus quando.  Condiciones causales: Aquellas que dependen de un hecho. siendo el cuándo incierto). se ideó la posibilidad de que el favorecido por el acto condicionado. Fases: Cedere diem: El momento en el que se concluye el negocio.  Condiciones mixtas: Aquellas que son en parte voluntarias y en parte causales. que dependa de la voluntad de un o de ambas partes. pero ciertos. en sentido técnico.

. o a reintegrar a los intervinientes en el negocio en la situación anterior a la invalidez. cuando adolece de:  Ausencia de una de las partes o de un elemento esencial. Tienen una invalidez potencial.  Incurre en una contravención de un precepto moral. En la práctica procesal. Originaria: Se produce en el momento de conclusión del negocio. 4. La ausencia de una terminología unitaria. Parcial: La nulidad sólo afecta a una parte del negocio.Invalidez: El análisis de la invalidez presenta una relativa dificultad debido a tres factores: 1. a quien pretendiera que se cumpliese un negocio inválido. denegatio actionis. el pretor. o a paralizar. puede ser violencia o intimidación en la expresión de la voluntad. no toda ley prevé la nulidad de lo actuado contra sus disposiciones. como magistrado jurisdiccional procedía: o bien a denegar la acción. al no producir efectos jurídicos y o precisar una declaración de nulidad. el negocio anulable desarrolla su existencia en plenitud.  Negocios anulables: Los que tiene existencia jurídica desde el momento de su perfección. por ende inexistente. Sobrevenida: Tiene lugar cuando la causa que la ocasiona se genera con posterioridad a la conclusión del negocio.  Imperfectas: No establecen ni nulidad ni sanción en el caso de contravención de sus disposiciones. 2. mediante una exceptio a favor del demandado.  Incurre en una prohibición prevista en las leyes. La distinta eficacia reconocida a determinados negocios por el Derecho civil y el Derecho pretorio. la acción del demandante de un negocio inválido. 2. Cabe entonces distinguir entre:  Negocios nulos: Un negocio es nulo. Total: La nulidad afecta a todo el contenido del negocio. En función a este apartado dividimos las leyes en:  Perfectas: Las que contemplan la nulidad si se actúa en contra de sus disposiciones. La solución que se da a las cuestiones planteadas en las diferentes etapas históricas con la distinción entre nulidad (vinculada al ius civile) y anulabilidad (vinculada al derecho pretorio). 3. Aun así. 3. pues si la persona legitimada para ejecutar la impugnación no lo hace.  Vicio grave en alguno de sus requisitos esenciales. por lo que cabe considerar que estas leyes tenían un valor moral o social. Cabe distinguir entre distintos tipos de nulidad: 1. que los hace susceptibles de ser impugnados por quien está legitimado para aducir el vicio o defecto del que el negocio adolece.  Menos que perfectas: Las que se limitan a imponer una sanción en el caso de contravención de sus disposiciones. si bien se encuentran lastrados por un vicio o defecto no esencial. restitutio in integrum.

una vez abandonado el cargo del magistrado. Cuando el primitivo negocio tenga en si los elementos que deben concurrir en el nuevo. El rígido Derecho romano. pero poco a poco se fue flexibilizando y permitió casos como los siguientes: o o o Conversión: Se prevé en ocasiones que un negocio inválido. en principio. La persona que concluye el negocio es el representante y la persona por cuenta de la cual se actúa es el representado. Confirmación o ratificación del negocio. una excepción o la restitución de la totalidad para convalidar el negocio. Hacen falta 3 requisitos. que concluyen el negocio por ellas. actuaran por cuenta propia. - Que esa modificación venga autorizada por el orden jurídico. Que el nuevo negocio sea apto para proporcionar a las partes los mismos efectos que se perseguían con el antiguo. por quien está legitimado para impugnarlo. Desaparición de alguna de las circunstancias que originaron su invalidez. carece de validez. también podía haber representación cuando. actuaban por intermediación de otra u otras personas. personas incapacitadas por trastornos mentales o prodigalidad. Representación: La situación más normal en la vida del negocio jurídico es que el sujeto o las partes emitieran su propia declaración. ya que sirve para suplir la incapacidad de obrar de determinadas personas: los menores de edad. no preveía la convalidación para los negocios inválidos por causas esenciales. pero podía convalidarse si.Convalidación o sanación: Sólo cabe en los negocios anulables. El Pretor podía conceder una acción. al que confiere facultad para concluir el negocio de que se trate. partiendo de la existencia de dos negocios el nuevo y el antiguo: La venta realizada por un no propietario no es eficaz. podría convalidarse. Puede tener varias motivaciones. Dos categorías dentro de esta: Representación necesaria o legal // Representación voluntaria: La representación necesaria o legal debe su nombre y su existencia a la previsión legal y a su obligatoriedad. que el interesado no quiera. que cumpla la misma finalidad perseguida por el negocio sin validez. La representación voluntaria se fundamenta en un acto de voluntad del representado. no era válido. Sin embargo. en un negocio jurídico. seguía queriendo casarse. no pueda o no le convenga intervenir en la actividad negocial. por falta de cumplimiento de alguno de los requisitos. y se verificará a través de una serie de circunstancias como son: No impugnación de su validez en el período fijado por la ley. El matrimonio del magistrado romano con una mujer provinciana estaba prohibido. pero si incurría en alguna de las circunstancias anteriores. . una o ambas partes. se convierta en uno válido. en virtud del cual este decide actuar en un negocio jurídico por medio de un representante. y los efectos del negocio fueran a parar a ellos mismo.

- Representación directa. . inmediata o perfecta // Representación indirecta. Sólo se permitía que el cabeza de familia fuera representado por intermediación de personas sometidas a su potestad o a su poder dominical. no sometido a potestad familiar. recaen de forma directa e inmediata sobre el representado.  Adquisición de posesión y propiedad (si deriva de esta) por procurador o persona libre no sometida a potestad. procurator. otorgándoseles la consideración de obligaciones naturales. > Vía correctora: o Época postclásica y justinianea: los sometidos a potestad ya no adquieren necesariamente para el cabeza de familia. los derechos y obligaciones que derivan el negocio en el que interviene el representante. para exigir la responsabilidad adicional por las obligaciones contraídas por los hijos y personas sometidas a su poder dominical en los siguientes casos en los que actúan bajo su autorización:  Actio de iussu: Para que el afectado por un negocio realizado por el sometido a potestad se dirija contra el paterfamilias.  Actio de peculio: Cuando al sometido a potestad se le hubiera concedido la administración del peculio del cabeza de familia. o La jurisdicción pretoria prevé también dirigir contra el pater familias las denominadas actiones adiecticiae qualitis. HISTORIA: En la sociedad romana de los primeros siglos. mediata o imperfecta:  La representación directa. entendiendo que este lo ha autorizado. reconociéndose la posibilidad de contratar como gestor a un hombre libre.  Actio institutoria: El sometido a potestad actúa como administrador o gestor de un negocio familiar. Si bien la concepción se quebranta y evoluciona en los siguientes preceptos: a) Los sometidos a potestad adquieren necesariamente para el paterfamilias sin este tener que hacerse responsable civilmente de las obligaciones que estos contraigan.  Posibilidad de exigir de forma directa el cumplimiento de obligaciones contraídas por terceros con su gestor. pues se les reconoce plena capacidad jurídica y de obrar en el ámbito patrimonial a los hijos de familia. sin que tuviera que responder este civilmente de las obligaciones contraídas por los sometidos a su potestad. es decir.  Conclusión de un préstamo por un representante. en los siguientes supuestos:  Compraventa realizada a través de un representante.  Actio de in rem verso: Cuando el sometido a potestad hubiera obtenido algún beneficio para el paterfamilias. que se caracteriza por el hecho de que los efectos de la misma. b) También se comienza a admitir en época clásica la representación directa a través de personas libre no vinculadas a la potestad familiar de la persona representada.  Solicitar una cosa en precario por medio de un procurador. no se sintió la necesidad de la representación directa a través de personas ajenas a la familia en atención a la costumbre y al hecho de que las personas no sometidas a potestad ajena interviniesen en negocios por sí mismas. La prohibición de adquirir por medio de personas ajenas al grupo familiar se mantiene formalmente en la época clásica.

por lo que puede ostentar este cargo cualquiera (hasta un niño o alguien sin libertad). en un primera instancia. (procurator omnium bonorum) El administrador de un único negocio. . procurator ad litem. o marítimo. Los casos eran los siguientes:       El administrador de todos los bienes del paterfamilias. * El mensajero. se producirá el trasvase de derechos y obligaciones que deriven del negocio jurídico entre representante y representado. y sólo en una segunda instancia. Quienes actuaban como encargados de la gestión de una parte del patrimonio de la familia.- Representación indirecta: El representante actúa por cuenta ajena. A quien sí se exige capacidad para perfeccionar un negocio es quien realiza el encargo de conclusión al nuntius. El representante o administrador procesal. por encardo del mandante. sin que se le exija capacidad alguna. El mandatario que gestiona un negocio ajeno. Quienes actuaban con la autorización. los efectos del negocio caen. Se realizó el nombramiento del procurador por mandato. nuntius. iussum. en la esfera jurídica del representantes. en virtud de una relación interna. es aquella persona que se limita a ser un mero transmisor material de una voluntad ajena. magister navis. del cabeza de familia en la gestión de un negocio familiar terrestre. conforme a un contrato de mandato. de modo que la contraparte no tiene necesariamente que conocer la existencias de la representación y. institor. pero lo hace en nombre propio. procurator unius rei.