.^'t

<

^*

v

«A

v

;:w

*s^*

•>-<

&m
^

s

^\

SJ

*V

c^
*\ v^afe

.roí; ...

¿r*^
\

^v

v>-V
{
I
'

,

OBRA PREMIADA

CON MEDALLA DE ORO
EN LA EXPOSICIÓN LITERARIO- ARTÍSTICA.
MADRID,
1884-83.

un¿
%n
-I88O

se

me

ocurrió la idea

do

publicar' esta obra, cura impresión no ha terminado

hasta ¿febrero

de

i 886.

Sus dificultades eran

de

tal

índole,

qwu

en concepto del ilustre

%amafO

y

%ms

tocaban

en la imposibilidad absoluta.
Revistiendo, pues,
la empresa

un

carácter' poco
el

común,

claro

está

que

no habría

de

atacarla y vencerla

una poderosa

casa editorial en

país de las anomalías, sino dos -Oficiales
editores

de

la ¿Armada, amantes

de

las letras,

que

nunca fueron

de

nada, ni volverán á

serlo, ^Dics

mediante.
2).

Mi

consocio,

%cdro -González Valdcs,

interesado

en

la

empresa por- una cuarta
las

entre admirado y dudoso parte, ha seguido (desde San Fernando, donde reside),
peripecias

de

la publicación confiada

á mi constancia.
,

nuestra gratitud y admiración profunda Jlov, triunfantes, al fin, debemos manifestar-

en

primer

término, hacia

el

%xcmo.

Sr.

&. Antonio Cánovas

del bastillo,
críticos

que gratuitamente
para un ¿Jefe

momentos tan ha enriquecido la obra con joya inestimable y en
Gobierno

de
la

que

solo ¿l

habría sido capaz

de

trocarlos en hábiles

y

fecundes para la literatura.

Xambien expresamos nuestra gratitud á

todos los insignes escritores

que

han honrado

maestras. publicación con sus excelentes estudies ó con sus obras

}'a está erigido

el

Monumento

voluntariamente impuesta, y cumplida la misión,

recordemos

los sacrificios

que

ha costado sino para
la

que

disculpen hasta

donde

sea posible,

que

contemplándolo acuda á

mente este adagio

de

Felipe II:

«

El tiempo y yo, para otros dos.

»

Madrid, Febrero de 1886.

Tedt.0

Des

9T.ovo

u

SoKíou,.

PRÓLOGO GENERAL.

i.

Cuando me encargué
creer

del prólogo general
tal

de

este

hermoso

libro, lejos estaba

de

que hubiera de cumplir
las

compromiso en
él

la situación

en que

me

hallo (i).
especial,

Sabiendo que cada una de

obras en

comprendidas
el

llevaría
fin

proemio

juntamente biográfico y

crítico,

propúseme aguardar
ajustados
al

de

la

impresión, para

escribir en términos de algún

modo
que

conjunto, y hoy
el

me

pesa aun-

que

tarde.

Porque

lo cierto es y,
si

no se puede cerrar
incurrí

tomo desde hace mucho
el

tiempo por culpa mía,

antes

en temeridad, no he de agravar
contraje, bien

pecado ahora negándome á cumplir un empeño que libremente

que

pueda costar

sacrificios á

mi amor propio. Pedía

la

ocasión
el

un amplio estudio sobre
sirviese

nuestro teatro en general, y particularmente sobre

contemporáneo, que

de

proporcionado zócalo á este verdadero monumento; y con gusto hubiera yo acometido semejante tarea,
satisfacción á la

no por hallarme con

la

preparación debida, sino por dar alguna
feliz,

primera y más vehemente, aunque menos

de mis aficiones

(i)

Después de haber tomado

los

apuntes indispensables, empecé en

el

mes de Agosto á

redactar estas páginas, continuándolas á ratos perdidos, en medio de las naturales preocupaciones de mi ánimo, por las graves circunstancias que atravesaba la nación; viniendo á poner

punto á mi trabajo
S.

muy

pocos días antes de

la

horrible pérdida que, con

el

fallecimiento de

M.

el

Rey, acabamos todos de experimentar.

debiera pintar. y aún pareciera quizá rme. aun el del español anterior á Ix>pe de Vega. con un estudio completo. en virtud de razo- limitarme á hacer consideraciones generales acerca del - inte en este libro después de reinar por siglos en nuesr- No el ha e recorrer las ::ias. por más que en muer dc sugerir emp' IV ingenio. la pluma. en obligación de contradecir de al presentar individualmente público tales la flor contemporáneos. tello en que he v .. . r toda partes pusieron fin gritos. relaciona. tiempo luego para concentrar ninque en lienzo sobrado. I gozado > ! la for- I I mdro Man nte el origen nuestra dramática protana humano. no he podido hacer.cpcionalcs de las que se abren camino en todo Ü del tiempo. del influjo en ella *ro extranjero. Otro debe ser. que. aunque con frecuencia sublim el M l l ico resto de ésta eran teatro nacicn' ! mta diferencia entre ellas te! La ausencia de carácter nacional . en general.os la el presente que en mí la falte. para comprender cuan escaso sea y en particular. y hay virios extranjeros doctos. por P fortuna hay tanta doctrina crítica en •. por sin mismo que tan de bremente . Renacimiento. lo •i 1 i . de mi carrera. ^ • era. constituyéndose en glorio-- do I espiritualistas y cris- de la décimasexta centuria. como que de las era una de tantas ramas del reo en las artes gratules y armonioá los discordes . no Rena peculiar español. que no basl . . otro espacio.'i dichoso habría empleado en conseguirlo lio (¿quién no lo • reconocerá imparcialmente? ). conducirla . una verdad incontestable. en el ínterin.

los únicos verdaderos. llegó momento psicológico de romper los viejos moldes. Para instinto echa bien de menos en combates de con drama. se convierte en deseo de representación. que de éste mismo. Lope y tal por Shakescoincidencia peare en Inglaterra casual mas es ante todo evidente. en toda su gloria. el había de traer su abandono mal tan grave se el como los quebrantamiento de la fe la el unidad cristiana. y simultáneamente realizadas en España por (i). que desenvuelto en gencia. para demostrar que tuvo más de aparente que de real su anulación ante otras formas y principios dramáticos. y exclusiva y peculiarísima por su índole. suficientemente expuesto y juzgado ya en también que.LOGO GENERAL. el no sólo cómo empezó. lenta y latente- mente creada. sino cómo se ha perpetuado esta escuela en última en que gusto de los españoles hasta nuestros días. Mucho forma y variamente se ha escrito respecto á las revoluciones dramáticas. en su índole y consecuencias. ó sea la insurrección religiosa. y propia y personal creación. que á fines del decimosexto siglo la el engendra todas las artes. en los últimos años del anterior y los primeros del siglo presente. que no fué fenómeno. III Mi intento es recordar. de nuestra nación. que no eran ni dogmas críticos abando- nados. Tratare así más de las fuentes del teatro el contemporáneo. una de la las primeras y mayores manifestaciones del singular que desde instinto más tierna infancia nos la inteli- mueve á la imitación de las cosas el que vemos. los embargo. semejante sin al de la Reforma. poco nuevo queda por decir sobre presente libro. que hoy escepticismo reinante. después de tanto y tan bueno como nacionales y extranjeros han dicho. sino producto de una propia corriente intelectual. que dio de pronto origen á aquella especie de torrente destructor. II. estala suya. Diferentísima fué ésta. de idéntica. cosa la me he de extender bastante. Para servirme de expresión de Schiller (probable- (i) Al morir Shakespeare en 1616. no sin reconocer el asunto. Lope también un el colmo de la .

Gil Vicente. pero aquel arte. Lope de l su tiempo insignes. lógi por eso con tanta Renacimi les. Torres Naharro...uno de eran sus fundadores. en aún Tcrcncio. En Península fué donde tales imitadolograron más lozanía.R I uvier. de babel de Inglaterra. niento. < aunque les. como K .i escuda imperante. fenómenos irreductibles á una sola :imonio clarísimo los dos del infinito poder del espíritu de individualización hu- '><••. n ver cn sus respectivas obras la natural discrepancia •. con las ebras I . separábanlos muy más que . iniciadora en esta. Únicamente iguales. cada uno de ley.. ni hay más que trato. I .0. y pol- los contrapuestos ideales rcligio- ayo influjo y dirección vivieran. - — . los cuales excluía toda confusión con otro. lo que hu tra Italia.. y la de l< unicismo en todo caso tan diferente! (l). quisieron contentarse d las extra! I le l. prosaico por natur sí solo á los ambiciosos y enérgicos contempo- ! elipe II. . Guillermo Schlcgel. más . le \o había entonces. por lo lucionario los teatros nacionales de Inglaterra y España. sino principios del teatro antiguo. que el v en resumen tampoco se hallaran genio y las inque tico-- tal no fuese la opinión de A. á la par que sus personales motivos hablar algo al modo de la filosofía novísima. no laocia u rebelión. y mejor en los originales I iluc cn - la. Por romání juntamente. y el facilidad res del falso modelo helénico tai la antigüedad.

el espíritu propio tiempo que el de la antigüedad sin fe. Plauto y Teren- en vano siguió cultivando con empeño su comedia picaresca ó huta mas que rica cómica. se recogieron elevaron hasta constituir ideal de una escuela dramática. que es más medir á la simple vista que explicar. á obras sugeridas por italiana Arte nuevo de hacer comedias. Lope. Pero. y otro tanto acontecía con los versos amorosos de Herrera. se advierte á la verdad en todos en Italia se los personajes. De todas suertes. tragedias ó comedias latinas de Séneca. ni más felices frutos del ingenio humano el en la historia de lejos alcanzó igual éxito dicha nación en teatro. á fuerza de la sutilizar. que es el que aquí me importa. sino á sus compatriotas de tal La primera consecuencia de española á las la italiana. de España. el Musa en la poesía dramática. así galanes stil como damas del teatro de Lope. al amanerándose y al agotándose de suerte que ningún positivo influjo tuvo fin y cabo entre las gentes. cual diré después. si aquella antigua lírica italiana. en vano con sus poemas de interminables al octavas-rimas quiso desenvolver también.PRÓLOGO GENI Ciñéndome que fuera él á nuestro poeta. clásica. dentro del ideal histórico y interés. principales fundadores aquellos y propagadora ésta de la la moderna y crítica. más bien que real alegórico. la lírica había llegado á perder por completo de vista realidad. maestra por siglos de los la del resto del mundo. Si las ideas y los sentimientos íntimos de el Edad Media. y él aunque sus personajes tuviesen mucho también de alegóricos. de cuyas obras brotó á raudales una nueva fuente de que no sólo avasalló á tiempos posteriores. Algo semejante al concepto estéel tico de la lírica petrarquesca. buscó y halló nuevo camino en social el teatro para darles. y de los otros imitadores castellanos. En vano representó todavía más con las allá del siglo decimosexto ostentosísimos misterios religiosos alternados cio. tomado en la acepción que primitivamente dieron á aquella voz los hermanos Schlegel y su amiga madama Staél. donde podía buscar inspiraciones Lope. revolución fué. por supuesto. bajo este sentido. nadie podrá negar el y no Shakespeare quien crease romanticismo dramático. pues. original carácter y constante Del petrarquismo fácil al romanti- cismo de Lope hay una distancia. ni lo^ de la Edad Media. pues no logró más que modernizar estilo. debióse exclusivamente á inspiración é invención. cuando esta nación aún delante de todas en demás artes y letras. aunque por alto ó dulcísimo . sobreponer iba la los poetas españoles de su siglo. aunque de ingenio á las veces. verdadero sentimiento caballeresco. y lo las que llamó el nuevo. No era allí. por virtud del cual se fué espiritualizando de la mujer hasta representarla en un tipo único. no está lejos de parecerse. en suma. debe contarse por uno de de las letras.

de la virtud menos que los conventos. en modelos •'' v ¡mpc . y no tan exclusivamente inspiI honor: el arte . . literariamente inferior • :ias. casi ni por entero dada Inglaterra. Bin sentido las moral.. . aunque cual todos los de su sistema dramático. animo de un Rafael Ni laescéptica política ta c ímágenea del puro y neto el para infiltrar en corazón de los itali D Rey.ran los conquis- : .. pero suelen ser celos mejor ajustados al Lope. momento ! era en el entretanto aquel de vida española. y fríamente dad refinadamente elegante de grandes damas de .mo del AV . juntamente raba por todas partes nuestra socies gentjleshombr . jercita asimismo allí. paladín en . le velo de otro lado . amas relig «obre todo los el para haber recreado . sobre lo que pudiéramos llamar teología del lutamentc todo. triunfante en Trento. que con su n diferente campo la á los dramáticos. y . muy distinto carie- que el influjo que no tuvo durante a las rio Francia. que. ni Alemania.: procuraré luego demostrar. y se i nación ninguna.imosexto. y aun más comunes y violentas que . que. con lo que había de componer mujeres de Lope. Terminaba monarca que guardase íntegro que heredó su ! hijo. escondían entonces nuestras casas particu- imbién muertes por celos. tra parte. en la Italia d.i que debía sucum- tanto como en los de > I . [ueta había brillantemente coro .

así como no cabe más insigne campeón. Pues búsquese otra cosa en hallar en ella la crítica clásica y no se encontrará de cierto. y después de recorrer el clérigo. est barbón Enfant au premier acte. un mozo cobarde. quiere esto. decir que eran mortales pecados de la dramática según Cervantes el el faltar á la unidad de tiempo. así como confundir en una propia fábula personajes altos y bajos y nobles y humildes acciones." Aparte exageración burlesca. ó tejerlas con asuntos sagrados.. cuando no eran de los vencedores de Lepanto. que salir un niño en mantillas en la primera escena del primer acto. á ella sólo se debió que desde Covadonga hasta Lisboa. en fabrica de de cuantas críticas. mundo de sol- dados. con efecto. toda individual fortuna por estas tierras: á la India. VII la espada. la tercera se acabó en África. pues todo sin contrariedades su el mundo lo sabe. en suma. Boileau. (1) Sur la scene en un jour renferme des années: le La souvent héros d'un spectacle grossier. la suntuosa y vastísima Boileau. au dernier. la segunda en Asia. en sucesión de los años. y aun si fuera de cuatro jornadas las la cuarta se la acabara en América? ¿Pues qué si venimos á comedias divinas?. antes de el hasta con palabras idénticas. bajo igual sentido. lo expuso Cervantes en capítulo 48 de primera parte del Don Quijote. un lacayo retórico. L'Ari Poitíque.» decía. «en sujeto que tratamos. algunos españoles en fin. un rey ganapán y una princesa fregona? ¿Qué diré sino que he visto comedia que la primera jornada comenzó en Europa. que el inmortal novador no logró empeño. eran de tal vencidos en escuadra como la Invencible.. sino lo que de sobra tenía. y desde América dejara de ensancharse la ningún día hasta allí más ó menos al el territorio de la patria. la anterior y la presente centuria. que. que era el Ocioso es decir. <l¿Qué mayor disparate puede ser. ó para ser el verdadero inventor de genio? el dramática romántica. la sustancia. La síntesis de todo esto nos representan bien vivo en sus personas mismas los los poetas de la época. casi ninguno dejaba de parar en los ¿Qué pudiera faltarle á Lope para la interpretar y representar cual nadie pensamientos mistico-heróicos de la Edad Media. tantas veces copiado y el comentado por los críticos.PROLOG» I GENERAL. y á la de lugar. y en la segunda salir ya hecho hombre barbado? (1) ¿Qué mavor que pintarnos un viejo valiente. cual sin ellas no le alcanzó Shakespeare. cuanto propalaran. un paje consejero. Cuanto dijo clasicismo italo-francés durante dos siglos y medio contra aquella revolución la literaria. . y la Lope ha sido objeto. De ella se derivaba.

a su nación. que al mas conlas durante siglos. las ampliaciones. Bisbe y Vidal en su raro . que se „ n . en que. Lisuary de que fueron héroes : . toda la literatura el suma. fraudes y P.mundos. con efecto.n II. ya en alármente el curios libro intitulado Bwm . ya en épica. os . cosa mejor. dio en el el período literatura y sistema dramático. su padre comón. aunque harto más que consumirse en la ¡mila de los modelos latinos é italianos.i : de un sujet o >ma- Imerín de Oliva.cho mejor era.-. la . ¡uclla inmortal empresa. 1 . por 1 hchas -. construyó. como difícil.. ni á por su propio ingenio. quién iban dirigi los los lueja especialmente • comprender de incestos. sin nombrarlas. fin. en teatro. no se acierta a construir. libros.i d<l : libro . imitaciones y iban constituyendo a la sazón los nue- a . sacrile. No habían iso . muy de menos que por aquel tu mié que nunca se eacanItncesde sus comedias (i). sin guarda del nombre casi sagr •unamente a Shakespeare.. .. que en sus Fortunas de Diana los Kspland. . comedias. en que lo de menos fué derribar lo antiguo. I'almerines. Luego .itemporAn intuición l U de la .os romances con que se viejos. con Amadís. l se concentro y resumió por maravillosa manera. punto.anes.

es á saber. en fin. fué sin cinco á tres los actos. La lucha de clásicos y románticos no sólo estaba ya bien encendida en Inglaterra.<) í. tantos medianos libros pseudo-clásicos! No he de detallar aquí éste el estado en que nuestro teatro se hallaba las tablas. para el pero justo es advertir que él Shakespeare encontró terreno mucho mejor preparado que para la rebelión. crear un teatro verdaderamente indígena.NMKAL. Pero nadie. ni aun solo un nombre Poner. y uno de por cierto. rechazó más vehementemente que cial éste mismo la más esen- innovación del sistema de Lope y Shakespeare. todo libre examen. cual tantos otros ingenios hicieran. que los más grandes que hayan existido ó puedan existir jamás. llevaba hechos menores progresos el espíritu de independencia contra la rutina de los comenpor lo tadores aristotélicos. Reducir de cuatro ó general jornadas.< »<. mezcla en una propia acción de lo sublime y lo bufo. y todo protes- tantismo eran menos genuinos y naturales que en Inglaterra.I. aunque alguna que otra vez se la viera en sus predecesores. y esta fue ley la mas forzi - . ni mucho menos. y del examen en la crítica. en estos versos de su Poética: «Huimos la observancia. Juan de rebelde contra alguna de las Cueva. y por eso mismo. al tiempo de comenzar á escribir. niño aún. Dice así la Cueva: «Entre las cosas que prometen veras No introduzcas donaires. truenos y relámpagos. IX lírica. había alardeado también de unidades. imitando á otros. en cambio. desafíos batallas» había sido ya hazaña de Torres Naharro. Traer á la escena ((tramoyas. aunque de ellos Se agrade el pueblo si otro premio esp El cómico no puede usar de cosa De que el trágico usó. allí el cuando el genio de su mayor poeta aseguró libre triunfo del protestantismo dramático. titulándolos embargo feliz acuerdo. que forzaba Á tratar tantas cosas diferentes En término de un día que se dalia. de risas y lágrimas. Aquí.I-Ki >!. ya en la dramática misma. no dedicase á escribir con más espacio sus comedias aquellas larguísimas horas que debió emplear nuestro poeta en componer. de que más de un predecesor de Lope y se jactó. referida por la el malhumorado Cervantes con cierto desdén. sin excluir al propio Lope. por el contrario. Lástima. sino que á los primeros les llevaban ventaja en la opinión pública los segundos. nubes.

tal rcitado en la imitación los juego.. l'or su especial camino. . I ambién dieron primitivamente Corcómicas. baslo que rompiese nuestro teatro con . armonía (pie constituye lo eternamente para tética. . pero brieron muy pronto el profundo .1 más esencial de la tradición lo hasta entonces. pero mas concisamente este verso: \ ula» ordinario la tal como Lope.i vida contemporánea el O. Shakespeare lo serio y los han representado: mezcla alternada de lea. que prela samente que todo drama debe contener contrastes de l cual en un espejo.i tanto en el e. lor que todos los claet itae.:i ¡... accidentes . i practica á todas sus consecuencias. pero. sin perder jamas de vista lo ¡ebe • al modo que - escultor ó el pintor de las grandes escuelas antiguas. como está expuesto en números po. especulum consuetudtms marón mucl lor lio romano. :r tocaríame responder más detenida- que * el el . imitarse y ser expuesta a contem- icamente acaso con aquellos caracteres generales que por ! vez cumpliendo 5 el teatro funciones mera- mci • . -en que la limites. 1602. debe ! la vida fingirse. No por dicho se emienda lo -cneral. llevada en la ó triste con lo búrlese. que ha llegado hasta el presente. también el vulgares en los oídos. en el entendimiento bello lina li. creando i con el mixto de />.. lomas. ni la peculiar de su tiempo. ni la histórica.

arte verdadero. decimocuarto y decimoquinto de si XI las Cartas sobre la educación estética de Schiller (i). dicha actividad superior. ni otro fin social? alguno de nuestra naturaleza animal y la infantil imitación No en verdad.— Esthéti nie. muy especialmente en dramática. y la servil representación el de las cosas reales. Pero hay todavía juego más la alto. pero cabe de el modo. Regnier. el con bueno. con lo desinteresado también. tienen igual. sino lo que puede y lo que debe De que los también sea juego el arte. la tiene siempre una forma viva por objeto. La actividad que al arte se ilícita. da claro testimonio. Para mí.Ha habido hombres que más burlen de esta y de todas. v vaya de ejemplo. sin confundirse ni forma y vida. por las lo demás. y responde sólo á lo que en alma hay de superior á la simple existencia. Parte por la el medio social en que éste vivía. aplica. aunque diferente razón en vida. Que estas cosas naturalmente las toma hombre ó lo la en serio. parte por particular índole de e (i) (Etttím tra luction nouvelle par AJ. ya en la la vida real. donde condensa y realiza la existencia total y completa. y es. ni que mejor las describan que Goethe ó Byron? Dentro de esta doctrina general seguramente caben aquellas inmortales resurrec- ciones históricas que se titulan Ricardo III. de otra parte. ¿Cabe encarcelar en los redu- cidos límites de ésta. y lo indiferente para el mero existir. en tanto. Nunca han sido los que han sentido la el amor seriamente. no dando satisfacción á su exuberante energía. se .—París. en sus esenciales caracteres teatro de Lope. ha de realizarse de suerte. por lo cual. ya en se vida propia del arte. sino los que mas han convertido en vulgar pasatiempo dicha pasión. un juego más. El Rey Juan y Enrique lili. á la utilidad. que ya á veces recibe nombre de la arte. y sus discípulos vivieron. que primeramente las se llama juego. o de Hamlet. con lo esencialmente libre por eso mismo y sin sujeción al deber. con lo perfecto. sin duda. ni lo primero ni lo segundo pretendo excluirlo en sus respectivos en que consiste en ser. que tal forma sea ni vida y lo la vida forma. . no es aquella. los que acertasen á pintarle mejor en poesía. ni con lo agradable. son los que por virtud de representan mejor. lo está asimismo igual la profunda expresión de las pasiones de Ótelo. y el arte debe guardar su carácter de juego. el hecho de que que más juegan materialmente con él las cosas en su vida práctica. mediante representación ordinaria de objetos ó acciones.PRÓLOGO GENERAL. él el casos. y quiero que se represente no tan sólo lo que es ó ha sido. porque sólo con lo bello que en algo se le parece se juega intelectualmcnte. que por superfina consideraba Santo las Tomás sino la que positivamente sobra para el necesidades sensibles.

nuestra dramática. la menos positivamente el en los españoles de época constituía y sistema leal. modo inte las espontáneo engendrada en la círculo cuales vivía en sociedad gente más granada del pueblo el singular en que ellos escribían. indudablemente. la morí el era en mucho grado convencional esta manera de considerar producto el arte. no obstante que para tal empresa contá- > con el copioso caudal de filosofía del alma que encierran nuestros infolios de '. :e a pintar una vida. más honroso . Lo cual quiere. analizar ó describir fisiológicamente ni las pasiones él humi . que los que eran contemporáneos.bros en romance de cr. al menos. solo.o. loque i es de caballero. en | sentido de sí -oducir indiferentemente lo que aquella sociedad daba de ifioles ordi- imente. lo cual podía ser.1 pudo imaginarlo. que por medio de rápidas y maravillosas pinceladas. se afanaron después de sus tros secretos psicofísicos ó psicológicos. Jugaba. 1 dio especial y > hondo de las pasiones en general. la que yo no soy de los que presentase • muerte de Escovedo.1 en la pura naturaleza.. en fin. verbigracia los del la amor y el honor. como el gran de su patria.sos de conciencia con que se adoctrina- rd'm arios. cuando más. no se trataba. lo que los mejores. y en tula de los amores con su madrastra del Príncipe 0. :i MPOR ni de la la hUtoria antigua. sino fundamental en aber. en suma. decir mas más santo unas veces. y querían ser. de una convención arbitraria. tan indigno de semejante honor. la 1^ n ardiñal en teología. de sangre más pura mas exquisito gusto de sí ellos tenían por más caballeresco. Lanzóse á cambio de esto Lope. por . y lanzáronse sus I sin el menor escrúpulo. después de todo . ó. Btn de entonces pensaban que debía vrr. individual. y digno de alabanza cuando no la aun en los casos 5¡ en que expresamente estaba condenado por religión. ni como monárí la i calumnia del segundo de dichos asuntos nvertido en un Sancho Ortíz de las Roelas \ • al nio Pérez. el de la redención mediante el arrepenti- m ctr ¡ . otras. más que de kespeare de ellas.

i s< ^- . ni en ni música. pero creada en para ella. de las vírgenes de la escuela pre-rafaelesca que tampoco logran mirar por calles y plazas nuestros ojos mortales. ajustándose al modelo vivo nimiamente. Deschanel (i). se y moral- mente armónica de Venus de Milo. la y mucho menos de como la de Lope pretendían. razón. reduciéndose á al arte los ruidos. dentro de fábulas griegas. ni francesas en puridad.» ¿Fué por ventura. en juntar á aquella parte de lo antiguo que podía gustar á sus contemporáneos. que los días no de observación puntual de pasiones y costumbres en de Luís XIV. que jamás ve en el cuerpo humano con rigor absoluto representada. subirá á imitar el cumbre excelsa de lo bello. una belleza ideal á las cosas de su patria. aquella de otra parte íntima y dulce. Bien se puede además alegar. no ante el lo artificial ó la rutinario creada. abundando en esta idea. diferente de éste. el crítico francés M. ni especial. aun sin elevarse á nuevas consideraciones estéticas. y en los lugares que en realidad les corresponden. el agua ó la piel humana. que para eso bien la se están tales objetos según son.» acaba de decir. trasladando supersticiosamente lienzo cielo. el convencionalismo de Lope? (i) Racine por M. ni descubre fantasía todo el maravilloso poder de la transformación y perfeccionamiento que latente guarda. por ejemplo. sino ante modelo vivo. la naturaleza toda competencia artística por perfecta que los Otra es. aparte de el arte total la géneros incompletamente artísticos. ni en la escultura. zación cristiana. el sistema español lo era fué el de Séneca seguido por los trágicos del y que no menos el del gran teatro de Corneille y Racine con sus tragedias ni griegas. sino inspiradas en la un aunque nobilísimo concepto de las vida. por eso mismo. en conclusión. «La originalidad de Racine. y también real. una vida. en cometer el los nuevos sentimientos debidos á sustituir personajes la civili- anacronismo de femeninos de su las gusto y de su tiempo á las mujeres de Sófocles y Eurípides. física la vida que ha de tener y verdadero. sistema. y más que la de cual- quiera hermosa mujer. hijo del entendimiento. — París. y no por y para los sentidos. poética. el en la pintura. en fin. la romanas. aquella. sin dejar de ser tan verdadera. simple reproducción de los adversarios modelos naturales. Deschanel. ó los gritos naturales. en prestar. sin la el cual nunca se despierta y surge inspiración fecunda y cierta. pues. «consiste en fundir con habilidad suprema lo pasado y lo presente. que tan convencional cuanto siglo xvi. cuanto á verdad para los sentidos desafía sea.lk'iLOGO GENERAL. Pero quiero la XIII Para mí esto legitima teóricamente el además decirlo de una vez v en abono de los las altas convenciones estéticas: nunca sus copias.

antos y las filosóficas ideales. exagerado del gran entusiasmo que mas tarde comse loa hermanos Schlegel. el distinguió Lista siete 6 de intriga y amor. y toca ya en lo ' . en la verdad de la v Iderón en el rico desenvol- que le hace el más insigne de nuestros dramáticos antiI . no quiere decir que en otras naciones no se conociera. fueron. y el tlcanzado.ria de • la formación del molde maravilloso en que nues- tanto tiempo Dentro de L.itemporAn nombre de éste con el delantilo propio la -orno en i VÍS mayor que l la suya la ii .ia caballería. en la perfección del diálogo. o las pastoriles. los tema dran os de una •cncialmcnlc en iden- . Para ontentaréme con recordar que D. unciente importancia para que lo lo pastoril uno ó lo otro se . é de analizar completamente nuestro teatro anti- „ UOi q UC t general de estas consideraciones ' me permite sintéticamente decir. á pesar del entusiasmo ra. de capa inferiores. que en dicho género de obras cifre lo mejor iv aun de todo nuestro teatro nacional. en mi sentir.. Tampoco es cierto. Sin oponerme á tales distinciones en sí exactas. ItOS . trágicas. religiosas. Marcéalas conferencias sobre Calderón.1 | dramas heroicos y trágicos con al M ie. del sistema propio de fundamento Lope. pertenecen propio La piritu de los invención hombre . n la invenó . filosóficas. ni los dramas puramente devotos que elevase Calderón este ni siquiera española. las divi- icramentales. pues. sacramentales. Por otro lado.

modernos ó antiguos. El mágico prodigioso ó . Pedro en La niña Lo por lo dudoso. Y por lo demás. según que musa de Lope ó Tirso Ensebio. caballeros de Madrid. Tampoco el altera los caracteres esenciales de nuestras comedias. los diálogos de los personajes. Un propio ingenioso espíritu reina de todas suertes en excepción de los graciosos. pero mirado sistema en conjunto. que en cualquier simple comedia de capa y espada. y obra y hidalgo cual fuera rey. ahora disfrazados de extranjeros. bien se ve que reposa sobre este cardinal precepto del fundador. á que entre sí igualmente son parecidísimos. ticos sentimientos y principios: los XV de la heroica y cristiana sociedad que representa nuestro teatro. de todo el tiene que haber en los asuntos ó casos. para nada necesitaban vestirse con trajes diferentes. donde las retrata. La devoción de la cruz por ejemplo. de igual modo riñen los hombres á lo mejor en muchas de las comedias de sentido religioso de Calderón. y por dias. Ni las mujeres se diferencian tampoco. ahora galanes enamorados. que un de plata. sino españoles de los que usaban cuellos y calzas atacadas.PROLOGO GENERAL. más al fin Entre tantos miles de obras. ahora representando emperadores. y de todo hay. reyes ó prín- ahora fingiéndose criminales. sino en parecer más ó menos platónicas ó la sensuales. ó lo que es igual. por ejemplo. ni enteros. en su Arte nuevo de hacer comedias: « Los casos de la honra son mejores Porque mueven con fuerza á toda gente. ¿Qué importa. cipes. y caballero se llame cierto Rey D. ó que sea simplemente el hidalgo particular? piensa el Como si hidalgo suele pensar y obrar ante todo rey. que muchas por asunto trage- antiguo. calle lengua. al verdadera razón de que su dicho Arte: extrañeza vieran los especta- decir del mismo Lope en « Sacar un turco un cuello de cristiano calzas atacadas un romano. • el acero la Ha de hablar. sin duda. los casos ó sucesos caballerescos. irregulares. y tantas docenas de autores. Y Porque con medias como efecto: los como no salían nunca á las tablas romanos ó turcos. la Y bien dejan de por sin sí entender las obras de nuestro teatro dores. Es decir. en todas ó las más de el las ocasiones. el clásico desenlace parezcan tragedias. . El rico hombre de Alcalá. ni á de Racine.

-. del inmenso valor poético. de los sin embargo. rudamente en el Arte Huevo de hacer comedias. inteligencia de s serlo.» autor contento y gusto al pueblo..1c devoción de la esclava de su poéticas lecir. • haberlo creado á una n repetición de bárbaro... reputa inconsciente de Lope fueron. obrando IC un contemporáneo nuestro. . cuyo ahogue el arte. aquel hizo de su sistema. | JL . y pidiendo perdón por asi con el ular de las que a la sazón andaban en moda. n. ignoró eso. los la mas populares é ..» igualmente su teatro en casi todas las demás paginas del Arte nuevo. mundo. Para mí. dice í poco mas I • La i Y . comedias.rEMPORAN . que el talento singular de Lope se sumo permanente de | carácter alcance crítico. humana produce.yo he pensado que tienen los mismos preceptos . insigne lírico y dramático. en le en verso con que recibió I / rrilla. ino verdaderos en . aunque se . aunque en otra edad y nación pudieran |o . se expresa las en estos que términos: ..s i J ' La . a quien claramente aludo. Ni de Otra manera se le novelas amorosas. mas autores y sus oyentes. ni . la generalmente tintos que la ordinaria vida I. damas La en conclusión.• mas ni menos que sus adverlas definicio- explican todos Cervantes. sino que aquí aplicando na: al caso cierta frase de Luís Cabrera especial y aparte. | entura. |. eX . Tratando en una de sus honra y del modo de escribirlas. nes i ciertamente. aunque encierren •Uto los siguientes versos: más justo. del la revolución y creación que inició y en tantísima parte No pnn.

de teatro. ventanas y minado! ¡Ah! Con sobrada razón no pisaba Lope balcones dejase el calle al vecindario de Madrid de poblar punto. es claro que aún sería más grande. que sin reflexión ni estudio le hizo hallar su sistema dramático. acerca de los durísimos modos con que reprobo manos de Lope v ultimo la mudanza experimentada Sábese por demás. nom- que se llama gótica vulgarmente. recibiendo por modo objetivo. en suma. que brindaba la gloria la subalterna ventaja de ser un inaudito improvisador. á toda su posible perfección. su dramática bre la greco-romana.LOGO GENERAL. la ¡Y qué gloria género humano sobre el inventor de arquitectura gótica. en general. y al homenaje indudablemente consagrado celebérrimo autor de comedias y no mas. en su público más que en sí mismos. . ni bien medida. elaboración realizada en común por numerosos en plazo de tiempo indetercuyas puertas. ó por decirlo más espontáneamente. porque hubo líricos quien escribiese mejores poemas épicos. sus peculiares determinaciones. ó perci- biendo. y mejores novelas y versos lograr ni con que el sin mucho honor tamaño. con residir aquí tantos años. que requerían la los tiempos. como en todo hombre. á aquella intuición profunda y ciegamente espontánea. Por cierto. Alejóse modo que el de los moldes clásicos el teatro de Lope. segunda mitad del siglo anterior se discurrió y disputo el mucho. él. reuniría á el de haber enriquecido haber elevado el tronco del arte con una nueva y frondosísima rama. si no obstante. por el teatro español en sus imitadores. y ella no fuera. lo Lo que en esto debe haber de cierto es que ambos adivinaron más que pensaron que hacían. dándolos por hijos de su ignorancia. y de no habría acumulado si tiempos que inmediatamente siguieron. á sólo con la par prodigiosa y deplorable. bebiendo inspiración. como por hijas de la barbarie daba el último sus comedias. que. parándose á mirarle cuantos pasaban y hasta los que iban en coche. tades que ofrecía á su voluntad si á aquella feliz combinación de raras facul- un instrumento. como testigo de vista recordó b'ray Francisco de Peralta en sus exequias. según parece. y le prescindiendo de aquella facilidad. lo que á al la arquitectura de este ésta. colectiva transformación y artífices. Refrenando la el torrente indócil de su vena poética. es á la De cualquier manera. para vaciar en otros nuevos los el ideal cristiano-caballeresco la de la Edad Media. se le conociese. con particular instinto. influyentes de la XVII época. hubiese juntado menos vanidad en producir. cosa que. según experimentó que en la entre otros. de que ningún otro podía disponer. ni bien conocida por pero que dirigía. latente necesidad estética de sus contemporáneos. si aquella intelectual potencia suya. Cervantes. su claro. sintiendo originalidad sistemática. á Para limitarme de nuevo Lope. la la especie de juego literario.

Estas postrimeras comedias de Cervantes.. la singular contradicción que resulta entre conocida doctrina y tacil la en I el arte dramático. su frase. tiene mucho mas cxplica- > de mano a la sospecha de que. que en otros géneros in principio lograron sus libros en prosa.1 los caballeros andan! te hostil a las propias cabal. imposible en quien se hubiese sin par ironía de aquel libro único./mente durante bastantes años.. y harto mayor y mas • . es decir. que tan la difícil !ez en su concepto.• mis en dramática. • . dándole un origen que tenia de partí icntc interesado cu el . obra en (pie sin Pienso. él acrimino tanto en isarre las de Lope. según se sabe. pues la . la que obste •el que procurase luego remediar I pobreza. ¡primitivo . que .' . luijoíe. icribió también comed ofreciese I que QO debe de ser mentira. . defectos que anterior. que cno lo la le faltó en M todo. puso todos a -egonando íes que era entonces sincera. '. -Ni d exterminador de quimeras. dejo que con tocio ^¿P^ la nueva escuela.Irte nuevo Je hacer comedias. son la las que D B \ pretendió que llevaban oculta y por virtud de sus propios pecados. ! importante alteración que acomodarla . eterno burlador de 111. \ fias Lope.el de Cer ogio injurioso por mezquino. y cuando volvió ID á el los ojos después. verdad. ni Cervantes se hacían en que com v el i e han visto siempre entre el los mas insig- nes conté:i primero había llevado. á punto de tener que contentarse con á la estampa. las de los procurando que contra lo el que éste contra los libros ría. desden injusto ellas gracia contentarse con decir a propósito de novelas. la Par» mí. sometiéndose por ganar dinero á corriente del I todo tiempo.:!.. no un convencimiento sincero sino | a c. I el del erudil N re. con ion de doctrina de este último. en a v. lo consiguieran i las tales obrillas nuevo teatro español. repr: que ditV- ema Lope. que que nadie entremeses.

hasta Historia de la vida del Buscón ó varios. el ancho que entre íi Quijote y los libros de caballería. el tercera cual Celestina. según demuestra copiosa colección nacional de papeles sueltos rarísimos á veces. No lo tomen los franceses. por ejemplo. estilo dividida que toda nuestra sin por ese en dos diferentes ramas. creo común- .PRÓLOGO GENERAL. ni llegará jamás el el naturalismo contemporáneo a pintar mas al vivo un travieso mendicante que de relieve del Lazarillo. la ninguna intermedia. á las calles de Madrid. No ha llegado. pues. sacándolas de los caminos para hacerlas estantes en vez de andantes. no literatura del siglo de oro. un foso poco menos Venía. graciosos ó escuderos. en vez de castillos la señoriales ó ventas? Había. cuales aquellos que Quevedo en prosa v vrerso. ó agentes de policía. y diversos ingenios no tan felices. si me leen algún. III. que hoy dan la imitación realista por única ley del arte. Aquí los preceptistas. pero ricos igual- mente en cuadros de costumbres chistosísimos. no cabe dudarlo. ni picaros redomados ó principiantes tan ni como Monipodio. coplas. airada. y poniéndolas en casas y balcones. Guzmán de Jljarache ó la Picara Justina. ni hambriento como Pablo buscón. la Tenía de su parte primera mucha más tradición popular. aparece se observó en ellos solos. ni corchetes. valentones y mozas de vida retrató ellos. Y aquí conviene recordar que la opuesta dirección que aquel y estos siguieron. y por las más de las novelas de Salas Barbadillo. A esto hay que juntar gran la número de libros célebres en prosa. y casuismo idealista del el honor y amor nueva dramática. por el Gran Tacaño. coloquios. Rin- y Cortadillo. pasando por conete las otras Celestinas de nombres Lazarillo de Termes. por no mentar gentes de mas alcurnia. sin igual novelista ser como el reverso de una medalla que en el anverso ocuparan Lope ó Calderón. de que en mis juicios procuro. y Cortadillo. Rinconete. desde la la primera y segunda Celestina y come- dia Seraphina. la picaresca y la ideal. sus XIX damas y galanes. no deben de echar menos primor ninguno. entre el la el honda percepción de en la realidad de Cervantes. entremeses y aun comedias anteriores á Lope de Vega. v por indiscreto amor de patria.

ni menos • el tratado de RteptOS í desafios de Diego Je cuai ir caballería de Inglaterra. el p r D. tra- honrra militar. Si I-- ni . ra. Francia y España mucho libros tales nuestros dramáticos. á los capitanes y soldados españoles de Milán y •Tiente en la infantería. par con extremo aplauso Uogo de la leí i el tratado de Batalla de dos... pero trasmitiendo todavía mas ia la doctrina. siempre andaba » mucha gente noble v princip propio puño. aunque no se leyesen ya triunfaban cual nunca. y por t 17»/ tienen Antonio Alvares: ' Fran!• reyes. y esencial- | . tica los lea • Distinguiéronse sobremanera italianos. hermano del de la jurisprudencia y la teología moral.. leí honor en la caballería. según tillos los alcaides la fortali la . en ciertos apuntes suyos que poseo.„ leyes caballeros. de nuestro cris- duelo entre señores 6 hijosdalgOS b. pues que era un mero comentario de •nal de -.> realismo Ral ufre de nuestro siglo de oro 1 gran no de nuestra dramática que políticos. J I que ciertas cosas se pen- n reconozco que muchas. en los Romanceros. mpre . cabal j sin duda en la opinión itados jurídicos 9 que que el heroísmo de Guzmán de el Bueno.

la época. ladrones. Con era. y el de los extranjeros. echó de un solo golpe la más grande hasta allí de las manifestaciones de primera de dichas literaturas. en tanto. Había en otro el concepto exageración en poseída á la los sentimientos generosos de que se suponía en la teatro principal parte de nación. en dos solas porciones. prostitutas y zurcidoras de voluntades. damas y galanes lo la sin imperfección que no fuera sublimada hasta resul- Por que yo he tenido ocasión de ver y expondré con más extensión vida nacional. como nos pintan de un lado la el teatro. é nando con su poderosísima por tierra. Pero entre sin que singularísimamente reinaron en España. levantóse de repente aquel sarincli- cástico portentoso y verdadero príncipe de la ironía que se llamó Cervantes. posible que anduviesen absolutamente repartidos nuestros antepalos sados. sin ser. sólo fué manía cortesana. aunque fuesen de Cario Pares. truhanes. es á saber: los libros de caballería. sin duda. tan ciertas las dos opuestas direcciones de nuestra literatura. En empresas andaba cuando apareció Lope en literatura ideal. por acá mendigos. y ordinaria turba de pica- ros ó desdichados. XXI ejemplo la citada. encuentra exactamente resumida tampoco en otra de las dos grandes ramas de literatura que acabo de determinar. aunque pretenda copiar con fidelidad absoluta las naturaleza. y la había de seguro en lo malo ó picaresco la que lista se solía atribuir al bajo pueblo. valiérale tales más no haber nacido la que intentarlo. Algo intentó asimismo en su novela maravillosa contra los romances heroicos. reputando el que más v el que menos de los cristianos viejos. cual acontece con las ideas en todo tiempo. lo duda. que olía á hidalgo. por allá tar poética. ni del la todo se halla en comedias. la exageración del punto de honor. la diestra el triunfo del lado naturalista. tan célebre por carácter duelista de sus gentileshombres. y contra los del Cid. Magno y los Dooí mas no tuvo igual fortuna. que en su desnuda realidad ofrecen los papeles de las relaciones inmediatamente. gente que no fué objeto del teatro por entonces. como la hay con frecuencia en la escuela natura- de ahora. asesinos. fué una. valentones. no embargo. Había. que el que en Italia y en Francia misma.PRÓLOGí I GENERAL. que observaron las nuestras costumbres en ni se siglo decimoséptimo. una honrada y numerosísima la gente neutra entre los caballeros pendencieros y galanes. procedían y las se imitaban de otras partes. una de Quijotes. teniéndose cualquiera sin grande escrúpulo por caballero principal. Pero en medio de dos adversas literaturas ideal y realista. obligado á cada paso á demostrarlo. y. la otra de Ginesillos de Pasamonte. y las novelas picarescas de otro. cuando poquísimos dejaban de ceñirla. publicados ó inéditos. escena con una nueva manifestación de aquella propia que debía de parecerle definí- . éralo por acá de todo varón que ciñese espada.

rEMPORA! onda. . i . gigant. asunto en que me he ocua las aunque mas ligeramente. Mls una cu . y de importancia suma para naturaleza de nuestro gran teatro. sin examinar con algún espacio. . eternamente se leerá el leía. que ( . para recrearse con ellas de sus amorosas aventuras. porque muchas cosas aulas cuidadosamente aquellos nfiar de la veracidad de algunos. es indudable. uiente: ¿hasta . echarse de menos otro género de I Komo ¿ >pe: lo vigoroso de la 1 lad M día á la cultura. sobre todo en reyes de la d .a que punto se ajustó á las verdaderas pasio- dramática de Loj lo Calderón? lo real Ó lo que es lo . un poco atrás. a querer inte» mayor empeño que sus fuer pluma.. se confundieron.c . como . to y principios del siglo decimoséptimo. bien que en D . y donde 6 natural en aquella la lu ^u claro. las mejores clases sociales. principal fuente de conoci- pienso que con razón. y no en todo con opiniones idénticas que ¡ IV. y . aunque hubieran I tu nacional. I a austriaca. pues. y acaba ideal. faltando de día en día encantamentos. 1 que Cervantes no pudo. Q*l>f*. estorbar. aunque quisiera. l no estaban ya en todo su auge indi el bir comedias. y á costumbres españolas. está pidiéndome ya esclarecimiento. las con los aplausos inauditos que diariamente provocaban na patria. la corte.

marqués de Villars. el Com- parando conjunto de datos de tales libros con los que nos ofrecen los novelistas (1) tolique en Chambre Ap >sRelation du voyage en Espagne de Camillo Borghese Auditeur de la xvi" et 1594. gozado inédito. (3) Voyage d' Espagne. historiqtu et 1655. la misma época. merece primero tales via- mención el testimonio de uno (i). en que pintó al portugués Bartolomé Pinhiiro da Veiga ella vivo nuestra corte. aunque éste conal tenga también noticias incontestablemente verídicas. el conocido Viaje á España de condesa atri- d'Aulnoy. Entre estos jeros. no en al la narración de su viaje. por la importancia v la fecha. veraz y diligente observador de las segunda parte del reinado de Felipe IV. y otras de menos valer tocante á citar. durante la breve estancia de al en Valladolid en vida de Felipe III (2). aquella señora. los tres tratados inéditos. de un secretario de embajada. (2) — Bonn. en (3). 6o.— Publicado por el Sr. es bastante más de fiar que de condesa. embajador de Francia cerca del Rey Carlos II (6). Débense por último. 1878. y residió en Madrid sobre cinco meses. edition. por fuerza hay que creerlos. —Seconde et Mémoires de la G —A París. i 1678-1I Ba. (4) (5) (6) . dada á luz en 1670 (4). ( Londres. También sobre este reinado existe cierta relación muy inte- hay resante de Madrid. au .— A La llave. el entre las cuales incluyo la del presila dente Bertauld. en forma epistolar (5). Síguense luego. Sea dicha relación de quien quiera. tocante reinado del postrer si vastago de la dinastía austríaca. Trübner C. Este viaje es el mismo que con Mimoirescm el nombre de Van Aarseens de Sommerdyk. reinando aún Felipe II. XXIII pero cuando todos concuerdan.— A Lyon. — 1 Charles II. au xvii" siécle. por haberlo. sin decirlo. Pascual Gayangos." (Madame d'Aulnoy).PR( iLl M I NERAL. sino en otra obra que la corte de el viaje dio público con el título de Memorias de España la (7). Paternóster R 7) rMadame D. curieux. A otros autores del propio linaje pudiera aludir me propusiera hacer una bibliografía. sin mucha parte. al libro reimpreso en Londres en 1861. VoyagecV de se publicó en Colonia en 1667. duda. del cual copió. Morel-Fatio en su libro intitulado UEspagne.1 Madrid. chez Frederic Leonard. sin razón parece.—Fait en L'anné da Veiga. mas bastan para mi intento los citados. et Posuel. y buido. Par le M chez \ illars. Relation du voyage i Espagne. Anisson. que de los familiares del el Nuncio extraordinario Camillo Borghese fué Papa después con nombre de Paulo V. iw. Tras estos debe recordarse holandés Van Aarseens de la Sommer- dyk cosas de España. Entre los papeles de mi biblioteca poseo un ejemplar de la obra manuscrita de Pinheiro politiqne. — 1 . últimamente dados á el conocer por D.

medias de j ve que no eran siempre caballerosas las r siempre inviolable la ley del honor en los indudable. lo cual l. tanto y mas que por piedad que si cristiana. no lluc J .. las cercanas calles a cualquiera de y otros satíricos de la / . cuando < la etiqueta severísima de íntía.i demandaban. que de igual modo abunda- pachaban cuaír á llenar ¡ á la sazón tantos pretendientes las la de varia índole los ejércitos. la muestra since- ntaban le las los menos decentes galanteos. que 1« mozos de que andaba llena la corte. por .. rr dudar era.• | K pasatiempo ora á 1 En este galanteo las nos monaI la portezuela de • pales d unas quienes.11. cabe en mi concepto formar . | y América.STEMPORAl rticularmente.1 mas la pie de las rejas y halcones y escandalizando en costumbres por cierto que muchos . lo . que en las cerelas fueran galanteando y requebrando á dio escogidos por ellas. que ya impí ys timas que . la de ciert. de . [I. aun por las provincias del Medio- aunqUe raí de ocultos rosarios é incapaces n voluntariamente. pero ¿que tenia de extraño que hub ipre. s M ij ob (le rvantes de las galanes centinelas pilas de el uardar. con la iglesia era de monjas. irid. ellas. . p la mpladas voces por las calles. la ' B I IV y R . solían ser tan ellos sus días y indo igualmente que . Quevedo época. los satírico» • Quevedo y . dam i n.

seguramente de más verídicas. sacerdotes de la cual. que seguían las hipócritas y obscenas prácticas de los agapetas lo ó alumbrados. que muestras de pasión terrenal. para aparentar. tic modo Dia extranjero. Todo esto que hace buenos (i) Empresas en vicio. y mucha razón. Sommerdyk habla asimismo de los ventaneos de damas desde plaza las Palacio. la cuando de Luis lo afirma un francés. XXV las la extraordinario. sino personas las y de vida rompida. aunque bien se conocía. representando espirituales y morales. sabios teólogos que con pública y enérgicamente protestasen contra ello. —Ei >r Femando le M toya. en sus Memorias. . da también testimonio Villars. seglares si siguiente (i): «¡Qué hicieran los sobredichos Santos y vieran con sus ojos. y bien se puede creer que lo fuesen. sin época sobre la esterilidad de semejantes devaneos. el maestro Juan Francisco de Villava. frecuentar algunos conventos. escribe padres del Concilio. Refiere igualmente citado autor. maravillábase serio buen anónimo del carácter puramente platónico y de tales amores corte- sanos. prior de el de Javalquinto. en que se finge.» tal De los galanteos de Palacio. y conocedor de gran corte el XIV. tan indignas de lo que en los conventos v á se profesa cuanto lo sabe el mundo! Negocio escandaloso por extremo.PRÓL< lG( » GENERAL. el pensamiento. que todo mundo ignoraba quienes fuesen. indudablemente cortesano. rvir á la cristiana piedad. La tolerancia del Santo Oficio con los galanes de monjas obliga. Se ve. v de sus conversaciones por señas con los caballeros que por rondaban. no los vicarios y religiosos. pues. á vueltas de grandes y justas censuras contra algunos época. que más parecían á su juicio devociones. tapada el cara a medias. las que los igual carácter y sentido tendrían generalmente demostraciones de estos en la conventos. donde un nadie se espantaba de cosas mayores. el tenía Y sin embargo. que diferentes supuestos lis traen al sí en virtud. á pensar. como por la villa ejemplo.más pueden manera que -Año de i . secretario las calles. v esto mismo cuenta el secretario de las embajada á quien me referí el antes. del obispado de Jaén. No embargo. querían honrar. por otra parte. en tanto. que en viaje del Rey y su familia á Aranjuez que él presenció. lo cual confirman las burlas de los satíricos de faltaron. que los prelados deben atender con grandísima vigilancia y solicitud. asistían disfrazados de lacayos ó mozos de muías muchos la caballeros tras de los coches de las les damas de la Reina. y tener con esposas de Christo familiares conversaciones y correspondencias. calificándolos el autor de Memorias atribuidas marqués de de meramente imaginarios. que galanteo que daba lugar luego á tantas aventuras caballerescas por en altas regiones su dechado y fundamento. en «un. que era el nombre las técnico de los que antes que al estos he descrito.

y olvidaban la todo res.' ir de tan imaginarios amores. y las serenatas las bien que mal. Cabrera di B '' les. •listas que los que á la modo de caballería. entidoen v i mcurrencia nin- por . antes que . cuanto más de los del vulgo de hidalgos y galanes. que exigimos hoy a los vecinos honrados. a la manera misma que las observa en las j pues que no sin frecuencia paraban en homicidios riñas. en represión de los desafueros y desacatos de personas poderosas y principales.bla el que hace de justicia se en la comedia a M '' ". Verdad ea que I y < isi mona llamarles «* lueriendo decir que. v mas. disimular. natural era que tuviesen a se que ver con alcaldes . sino remedaban en el ínterin estas singulares galanterías v vida. de encuentran cada paso en sus predecesores. pero nuestro teatro la en materia. la Madame d'Aulnoy la justicia. siendo de advertir que utas. etiqueta. como no había otros n nuestro teatro. Suce- ^ . p la cn r mala intención.1 m i. una noche con otra. como i q á | que. ni en medio de corte. que no había otros jueces. con presentan en escena. irrio- nuc que. lama de por me •. no solían de ordinario quedar impunes . tales riñas y escándalos. Dicho sea en honor de gene- ralmente r la corona. 6 injustas de 1 ilderón y sus contemporáneos tenían.

las cosas podrido fruto del general desorden de porque. del cual en igual espacio de tiempo. tantos criados que llevaran y trajeran amorosos mensajes. según se ha modo de devociones. que nada de cuanto imputaron estos al sexo el hermoso. que á creer á los embajadores venecianos. por el Prado. más ni menos que otros muchos hombres graves. lo las segundo Felipe. fué cuando escribió el citado familiar del noticias del francés Nuncio Borghese. imaginarios ó á damas de corte eran. y en que consiste á mi juicio que predomine. ni niles. tratándose de cosas femeel Otro tanto que buen clérigo romano. con todo lo demás que pasa en las la comedias. Si los amores con visto. tantos amigos que se comprometiesen por hacer espalda á otros. Ni fueron su excesivo número y descaro. á pesar de todo. gobernando a doso Felipe riles. que es las aventuras corrientes. se contaron tantos positivos desafíos nocturnos. que Madrid estaba inundado de mujeres las cuales con y en apariencia de damas. las calles en mujeres que pululaban por ya en Valladolid.LOGO GENERAL. y supo no pocas . que en público servían los galanes de los días de Lope y Calderón. pudieron fingirse en los Corrales de Cruz y Príncipe. Allí corrió por sí propio aquel escritor frecuentes aventuras mujesi dignas de andar en comedias. que consentía muchas menos en demás. sino de los cuadros de costumbres de Salas Barbadillo. con que tantas zumbas le dio segundo. Branthóme. el portugués Pinheiro da Veiga en Valladolid. Cierto es. las lo ideal la sobre lo real y positivo en nuestra dramática. ni aun el el feo vicio de pedir. por los las orillas del Manzanares. según testimonio conforme de los observadores extranjeros. Pero. Ouevedo y Zavaleta. ya en Madrid. en que se empleaba tenían de generalidad de los ni mozos enamorados y valentones de entonces. España el pia- III. las faltaba. se lo ha de dar entero crédito. confirmando fáciles. durante el reinado de Felipe IV. vio. no eran. v tantas aventuras de tapadas. y cabe decir que tocó con las manos. Los ídolos. y otro tanto acontecía indudablemente lo con la los galanteos de monjas. en suma. verdaderos. reinando el en los días de Felipe IV ó Carlos licencias II. en medio de esta correlación. parece que debían tener de devotas ó platónicas. aparece patente un hecho fundamental que ya he señalado. tantas muertes por mal empleados celos. las varias fiestas de campo de que eran testigos alrededores de la andaban en continuos devaneos públicos con los mancebos más principales. nada imaginarias. hasta aquí exacta. como pudiera sospecharse. de las comedias y las costumbres. villa. aquel gran político hacía excepción de sus austeras reglas. las las damas de las comedias de estos y otros grandes ingenios. Ninguna ponderación hay en decir que. y paseos de la corte. parecen tomados de tal XXVII ó cual comedia famosa.

reñir. ni mucho el illcros. la les no siempre mozos. Prado cobijadas en sus solían entrar y I á la manera que salir i n la escena. de y la is. según uno lado de Manzanares. la since- y de Sommerdyk. Y el Prado de allí también galanes. con finísimos extremos l confirmar sospecha de que eran de no buc-. veces arruinándose. .nillo el de Manzanares. necesitara demostrarse. que algunas mujeres de bien acudían m :i al/ar la vista del suelo. . en dichas fiestas. Lo mismo que ya de Felipe el italiano y c | por. Si .. tlleros. en coches que.uan escritores de distintas naciones. el de i e ] pedir I rubor das al los aun - aire libre en uno y otro lado idénticas. en los diversos . Pinheiro pintaron exento os extranjeros. I ampo. hijo y . en tiempo in I

. los cuales iban lucg !o á los estribos. de día en S. leí Salían. l T na centuria entera. el duque de Maqueda uclta acompañamiento de >n i sus músicos festejal licra. inspirando .• I conde d . así í como nuestros 1 ciertos castella: las resco también hacia en esto de suyas. ' sobre todo. Sommerdyk. si por acaso no ir./ Comedia. no lleta comparar ipillo. y imentc los . de noche en . coches con mujeres requebí iban. el tiempo mismo en que con costumbres idénticas. con descripción que el viajero -danés. poner : i paso en peligro de de vida di inajuvenvalió á \. los artícu! el intitulados Santiago ti Verde en la y aun de /. declarando tantas hembras de vida el libre. ya del de Fuená no número de mujeres. corte.

y Madame d'Aulnoy lo confirmó por siguiente: « manera. a/ is placeres. las Bien cabe sacar de la aquí. con que dan por las praderas. — Ñapóles. consistía en la que las mujeres honradas no salían á singular calle casi jamás. Diego Xaraba. que van á satisfacer la curiosidad en aquella muchedumbre pintoresca y regocijada. no era de los puramente imaginarios. XXIX «¡Qué el pundonor con frecuencia y muchas veces ocultamente. en tanto. no faltando tampoco personas principales en la fiesta. la sospecha sea dudosa. cumpliendo con la honra!» Por donde se ve que el asunto de A secreto agravio secreta venganza. Ellos ponen de manifiesto que mientras eran visitadas la corte ardía en fantásticos amoríos. Hoy ya. padres. hijas terribles castigos. ayudadas por tales causas por ó deudos. pues. para echar tierra á (i). preguntándose en sus Memorias de venir los extranjeros á . Había. una consecuencia lisonjera para verdaderas damas de el corte de los Felipes austriacos. de tan extraña libertad de costumbres en los tiempos de Lope y Calderón? Para Sommerdyk. por tanto. y aventuras quijotescas. y aun para nuestros poetas dramáticos. donde todavía mujeres del pueblo se hacen trasportar en carruajes de distinta especie con suntuosos pañolones de Manila de vivos colores sobre los hombros. pues que sentido de los testimonios anteriores no ofrece la menor oscuridad. desde edad de doce á trece años. tapándose enteramente. de pensamiento. según los observadores extranjeros. cortinas de sus carrozas ó sillas si por raro caso salían. las cuales constituyen. que amarlas como á las monjas. porque el holandés añade que tan de continuo vivían recogidas en sus casas. murmuración. de del siglo) y mujeres» (decía á este propósito un autor gravísimo •mueren con violencia y secreto. ¿Mas cuál era la causa. la grosas para 11 salud. más bello y amable que aquí hay que son damas? Seríales imposible peli- no quedándoles otro remedio que entregarse á un género de mujeres.I Ri i] NERAL.Á qué han lo Madrid. pero acompañadas por lo común de maridos señas de ser en general gente honrada. aunque la manos de sus mandos. y allí también meriendan y bailan y danzan ó deudos. el solo placer y » la única ocupación de los españoles. esto mismo. evidencia de sus pest i el Maestre ¡upo D. no obstante. la de las antiguas fiestas de del día campo de Madrid. y nuestros caballerosos antepasados debían de consolarse de 1 1 1 Estado de matrimonio. con las de manos. no queda al otra reliquia notable que las romería de San Eugenio Pardo. que hasta solían tener oratorios y oir misa en ellos. pues que siempre las está «escondido «tratarlas. t< . apenas las damas honradas por otros ojos que los del sol.

. En tiempo el de Felipe III una marquesa de Yalleccrrato.lilemente fabulosa herida de ». r. el tomando la mant des Réaux.v acuchillándose por particulares. Fué por la mal. prina 1 . aunque mezclado Felipe IV. nurr. y •nos hechos en tiempos distintos hace que mere/can plazo de cien años en que se suponen.ible.. suceso con . según . ¿ z \.. . que en quienes i:\ se emplease aquel delicadísimo las • natural como ¡ bien representado en comese trar tí mujeres de te que d'Aulnoy a con tanto I' D mirado. elipe II «-asi seguramente.. que el anecdotista francés y con otros casos notoriamente de pura invención.. duda. por . que dio con |ue parecen cié:' Pi.n sus . i celebre conde de o solamente la los recogió el por- en sus apuntes. muestra de sobra. la humanidad en bien o en mal sus excepciones. cuando menos con Antonio Pérez. no delatan des- que duques. y todo linaje las . . m lis desho- onvento. sino que pasaron i frontera. Por otro lado parece indu. la UCedieron. no es maravilla que .\ en su trato que las cualquier otro titulo respetables. y para otros v ile otras se murmuro. porque los cambios de nombres. Vlburquerque. • . en diversas épocas. marqu< . B en la forma que el • rin entender I exa .'. W • las que sl^úii los extranjeros. que la regla general era diferente. : No ha de enten- fuese necesariamente recaí de una sociedad pre hace -. I mucho mas no mímente. Madame sin d'Aulnoy.

las rondas nocturnas. con portugués Pinheiro. fáciles derechos á su corazón y á su espada. pero ¡qué hacer! hemos de Todo prueba que los públicos alardes de galanteos. las singulares protestas de adoración. » Y no creo que quepa dudar (i) Obras de D. Recíprocamente se influyen así en todo tiempo las costumbres. de los caballeros de capa y espada con el misterioso encanto de las verdaderas y honestísimas damas. que se prodigaban a las mujeres entonces. que tan pundonorosos hidalgos abrigaban le en sus exaltadas imaginaciones. sino representación verdadera. cuando entre las nuevo teatro había tenido ya tiempo de ejercer todo su gentes. sino á del sexo difundido un concepto ideal cuando menos en la gente cortesana y que Lope con poderoso instinto hizo suyo. Negando D. y lo que esto en suma. este más maligno de todos para idealista del teatro generalidad de sus obras. el el que con poca diferencia todos nuestros autores la adoptaran. grosero. no se ajustaban á su positivo valor. los Ni pasó inadvertido fundamento para hombres de letras contemporáneos. aunque llevada á la exageración cómica por Cervantes. devolviendo el con largas creces éste pienso. hasta Tirso. moda el ó pasión. porque ni los el la semilla que de aquellas Y en presente caso tal familiar del la Nuncio Borghese. y recibe. después de aceptado por la Lope fuese vulgarizado por su teatro.PRÓL NERAL. La prueba de que en sus conceptos del honor y del amor acertó en la España Lope los da. decía que '«antes bien su estilo se iba se desvaneciendo de manera que más por remontado que por bajo ni apartaba de la pro- piedad: tan lejos estaba de ser deshonesto. XXXI quiméricas imaginaciones. pintan públicos galanteos de corte los finísimos colores el que más tarde Van Aarseens de Sommerdyk y Madame influjo d'Aulnoy. en verdadera costumbre. poetizándolo y tomándolo por uno de los fundamentos princi- pales de su escuela. Ni es improbable que dicho concepto ideal. — Prosas y versos. por más que no lo fuera. ni el teatro. Luis de Ulloa en su Papel en defensa de castellanas (i). quiere decir. no fué invención pura. Lástima tiene que causar. en este que el alto ideal femenil. en el ínterin. dando á cualquiera mujer con traje de señora. convirtiendo nativa inclinación á lo caballeresco de los espectadores. semejante á tantas otras de siglo positivo. Para se revestía á los ojos mí es seguro que toda tapada ó semitapada del Prado. que las hacían invisibles costumbres. en fin. que contuviesen ellas las comedias torpezas. de una locura de la caballería.— Madi - .!. conforme sin duda con el espíritu de toda la nación. es que la sin- gular pasión de D. se realizase indignamente. Quijote por Dulcinea. Luis de Ulloa reren. las riñas sangrientas. su época.

durante una buena parte los promediara. se ceñía nuestra decadencia á lo político. tan . que fue de los por los propios ojos hubo de observar . segunda mitad IV. aunque las ideas de que todo esto bien ivía el alma de . pintóse mas a si que no a los caballeros de su época. il punto mismo de su sublime espíritu. en encierra todo H I caballerías. calderonianas. petuó muchas de sus osible I que os. que.. apar cribí i poco luce " á tal propósito. sino antes ter puesta de sol le de nu< antiguo. mi l juicio lo ideal . .no moral y social.¡ue una reminiscencia melancólica. la la ] Media. por esencia imente heroica. y superior fijarse el hay ñus que él medias. lo que le iba faltando.1. hacia hijo.cena .. ya cuando se representaron ideal .. puro refugiado en . la síntomas de una decala . aunque quijotesca y quimérica. Pero brillantísimo. el Únicamente de todo lo espíritu de los .lutos sacrala n íntegro ! antiguo. quedand rt «ente apariencia. que tanto sorpren- . Calderón debían de el poeta mismo. rcso: postrer n .e la nación. en vez de verdad. manera). del pee.-ga por fuerza la vecino a cerrada noche mprendía d i. tal espíritu aún. indamente imbuido en Lista . Carlos V 6 Felipe II.! tal pro jui I D balleros embebería .-ante la minoridad de su época en que floreció la lenco Schlegel. del radiante crepúsculo de .

sin duda. sistema de Todo lo cual demuestra que Lope sobrevivió en sus triunfos al espíritu nacional de los días de gran- deza. y escuadras al fin en la mar. y de Cañizares. Vitoria. á los triunfos teatrales de aquellos poetas.» Pude añadir. portóse los créditos cual en todas partes. aquel soldado raso voluntario. en fin. todo lo demás. á los caballeros v de capa v espida. á nuestros dominios en Europa. autor de El Dómine Lucas. el segundo de entrambos. de obras eran ciegos imitadores. lo que es en la tierra de España resplandecía ellas. la opósito del extranjero.1 teológico ó jurídico de Salamanca Alcalá en que soban inspirarse los autores. Y. más va en patriótico comedias famosas que en fué. á la dinastía ausl la cual estos vencieron y sucumbieron con tanta gloria. desde remotos llos daba de beber á sus cabaantigua. fué P. por ventura. que por primera vez. . contemporáneo de Zamora. debió de muchas veces en el persona. y añado ahora. Tratar de resucitarlo con se empeño aunque ineficaz. XXXIII en Cataluña. Lope. que este discreto con eso y todo. más que otro todavía á nuestra manera asistir Luzán mismo. la D según dejó consignado uno de los heroicos vencidos. con correspondientes á su esclarecida sangre. tan solo debía ya en el Ebro. Tirso ó Calderón. de quien hablaré después. de la España antigua. el con general aplauso. profundo casuismo .PRi >L( iGO < 1ENERAL. Soto y Suarez estaban reemplazados. pocos años después. en cuyo profundo casuismo moral y jurídico aprendió. asistiendo á los estrenos de las comedias de Calderón. á los bajo la tercios invencibles. Llegó triste! comedia calderoniana á su apogeo. las poetas que hasta en los asuntos y los títulos de cual por su lado. viejas si aquel se había conservado bastante tiempo al abrigo de las banderas de las Italia ó Flandes. <¡ de inexperto general de caballería en Rocroy. buscando el celo vehemente del Conde-Duque jóvenes al señores con que formar caudillos. tampoco quedaron más que empol- infolios de Alcalá ó Salamanca. que. autor de se No hay plazo que no se cumpla ni deuda que no pague. aquel inmortal clérigo el casuismo del honor los con que vados tejió casi todas sus tramas teatrales. porque nunca sobrepone el arte al imperio de allá las circunstancias en que se da. cada cierto sin aplauso del público. fiel v no por el sobre todo dramática. Feijóo. y que. por eclesiástico. Nuestra dramática llegó precisamente á su apogeo los por días en que. no halló con prendas de ello sino duque de tercio de Alburquerque. que primeramente mandó infantes. los ejércitos. allí si pecó. á las metafísica del honor a! y el amor en costumbres. siempre con gloria. ¡Ah! no cabe duda que un español á hallarse en su patria de veras. de la gran teología salmaticense. ¡recuerdo no Sevilla menos cuando una tan noble ciudad como ni reclamaba por preeminencia al de honor que sus jurados ni sus veinticuatros fuesen invitados a salir siglos.

un m . de quien j más difícilmente se en que sentido cabe decir que se despi : n que enteramenl racticaban. la sen de ellos los españoles? á afición del pueblo a su teatro y y quiero aquí tratarlas. ni siquiera se contentase con los r B i. . bajo este punto de vista. tales años y los que siguieron las se confunden nuestras comedias anti- con el detestable repertorio de traducidas ó ridiculamente imitadas. es cierto. suponiendo aquella consumada á fines del siglo decimoctavo. pudiera decirse que se hizo mortecina hasta nuestr [uiera . si Samen. y razón. pues por él mucho que censurasen algunos nuestro I nacional. fu'tn tmjour.cuándo con se pretende. contentándose con leer los escritos varios en que durante . no obstante que aquel crítico. y.MI ¡MPOR v.m mismo extremo a las Alerón. napli :c rempli. I de la publicación de in. y principal ocasión á la lela al infeliz la discreta gente culta de España. residente en Parí i!li en el clasicismo francés. siempre se habló de I con n i/. I no detenimiento ni n todo el que la ocasión consiente. poetas á en adelante. Pero lo cierto es que > ' ntísimas. quería un lien. Iramáticos. Qu n te. icgo que horas. Faltáronle. por ejemplo. que Cornelia. b mátíca no durase un día siquiera sino el so: interpretando erradamente cómputo de tiempo de Aristóteles. á pesar de eso. que con nuestra crítica general cayo en desgracia? Los que la tal la por fecha á esta completa contra-revolución. por lo mismo que no hv cento en ello de error. hasta que me ha patentizado la la verdad alguna escuela desde la mayor investigación de los hechos.

A la la la unidad de asunto que la pretendía y que elevaba á cuatro el número de no sin las dramáticas. opiniones adversas á Lope. que. prestaba á sus principios Francia. dejando su memoria venerable entre D de los primeros maestros de Luzan no del arte dramático. Vese. por lo tocante á la cual se lamentó también su autor el diarista de las agrias censuras de Luzán contra Lope. se extendieron los clásicos. tratando más adelante de Alarcón y su comedia le Crueldad por declaró en expresos términos «uno de aquellos felices ingenios que dieron leyes a las la comedia española. pero exceptuando por su parte en . sosteniendo que mezcla estaba abonada por y aun por se el la que ofrece en realidad la vida de lo triste y lo ridículo. después. el en señorear nuestra dramática. Blas Nasarre. XXXV el A pesar de la autoridad que. Al año siguiente. aceptación del las drama juntamente trágico y cómico. mofa. á saber. Refutó aquel á la par los argumentos del nuevo preceptista. publicó un discretísimo artículo condenando unidad de tiempo. Ni pudo pasar ciertamente por partidario de la Luzán un el honor. pues. periódico único hasta entonces de su género entre nosotros. inclasificable entre las tragedias puras y puras comedias. que en lejos. de acuerdo con los críticos extranjeros. Tomás de que esto no le Iriarte. Juan y D. en quien reconocía un dra- mático insigne. escribieron en él los dos el hermanos D. Calderón por como pedia la la lógica. y de grande autoridad. había ya dado su doctrina más trutos. Dio de prueba mostrándose admirador de todos la nuestros dramáticos del siglo decimoséptimo. hombre esto duda candido y caprichoso.I'KÓLOGO GENERAL. artículo en el exageraciones de Luzán. Llevó en ello sin palma el erudito D. la Poética dio principio á ninguna verdadera contra-revoluci)¡i. en la España de Felipe V. propio ejem- plo de los autores griegos y latinos. patroci- nando inesperadamente de ese modo mayor de las diferencias el que separa del clasi- cismo italo-francés. no sólo nuestro teatro antiguo. durante su vida. que en lo que toca á este. tocante á lo siempre verdad en anduvieron mucho más que de ordinario se piensa. sino la contemporáneo. y estuvo protegido directamente por la Rey (aunque librase de sucumbir ante hostilidad rabiosa de los escritores las criticaba). Diario que. y no obstante que es los aciertos el arte. que aquel libro encerraba. siendo más vigorosamente defendida por los pseudo-clásicos. de Poética. Diario de los Literatos de España. apellidó el diarista unidad de especie. Doce años después por a lo cual las del artículo del Diario. ni 1737 dio á lejos ni luz. su fundador. zahería nuestras comedias por la mezcla de tal heroico y cómico que encerraban. extremándose hasta la iniquidad sus censuras. al haber sido adquiridos de primera del siglo mano en lado de la las grandes autoridades de Luis XIV. porque además del excelente humanista Salafranca. ya citado.

sin incurrir •. obra ira acabada. lleno de sales causticas. Mala i hubo en tamaña empresa la menos que vida. á lo que parece. aquel crítico por haber supuesto que el objeto disgustar al público : colmo el extravío del buen Nasarre. murió.1 verdad . do ) respeto el nuevo crítico. no tienen i . tratándole el libro en forma de conversación. aunque I en las lo fué. primero lo tral dioso here indo miu> ! un ¡ng es. no . y entremeses .. . llió contra dicho prólogo un papel intitulado . / Tengo á la vista el tal Discurso la cierto a la marquesa de h Torrecilla. resulta de y un exael men IV 1 pról go. gún I luerta. no era otro que de Zavalel P tos hay de aquel tiempo tan bien escritos. el c| nuI Lope. pero el que rebosó a n -. que la exageración extra- tl mérito que como dramático alcanzara y preceptista n á que le perdí. ni con tan segura critica v tan acerba. que f al final se imprimí. raímente los por lo cual 1 \ i i con el desprecio a otros. en el prologo a las comedias la de Cervantes. fué libro publicado ulo: Discurso critico sobre las comedias en javor de sus lores.. en que i sin moles- he hallado illas. tapando mi ejemplar al menos) de el el nombre del autor. que brillaba á sazón muc" aunque hubo intención de hacerle pasar por anónimo.s dramático i otras el o era sistema. al con que cierto lo •eatro antiguo zahirió cruelmente | critico. y quizá del propio autor de asegurarlo.).

en el prólogo con que encabezó en 1752 la defensa que el P. . obra. y al ña sus invenciones están desnudas de aparato y propuestas con áspera flojedad. apenas esto la iguale. por aquellos días. ni aun sal. como obra las ideas polémica. fué quien salió luego á la palestra. Pero el ejemplo contra aquel cundió. á la verdad. autor de una tragedia en que están observadas con exactitud las uni- dades. la D. en ninguno de los dos opuestos bandos. la se hallará otra. fondo del juicio. el aunque no con toda en la fuerza de razón y saber indispensables. es que en la más dura de que fué sin las vengativas diatribas de este la nuevo campeón contra los traspirenaicos. á sazón pasaba por mejor de España en su género. Á los italianos. á duda que enderezó á Racine por su Atalia. en su capalos cidad crítica y hasta en autores que ensalzaba. y va al frente de las primeras colecciones del inmortal dramático. es á saber. con ingenio y vehemencia. Curioso. escritores de la justa celebridad campaña por bastantes años contra nuestro juzgándole muchas Voltaire ó el veces neciamente. interviene una discreta XXXVII dama. etc. que por sus méritos diferentes. Vicente García de tal Huerta. continuó acentuándose en ciertos críticos basta últimos del pasado siglo. en el niñas. sucumbió. de todos estéticas modos pregona Lope sobre superioridad que todavía alcanzaban de la escuela de doctrina exótica francesa. que de mucho atrás solían hacer así coro á los franceses (incluso el el eminente Tiraboschi). no habiendo además quien dentro de España. Manuel Guerra. discutido y ridiculizado tanto y más que en su doctrina. lo la mismo de napolitano Signorelli.PRÓLOGO GENERAL. todos los que se sientan mal jugados en las polémicas pueden consolarse fácilmente. y cuando desventurado Nasarre. aunque no exento de pecados de mala la la fe. no obstante las hermosas y fi se hicieron. dice el Xaraba.. y los literatos españoles que los seguían. Gonzalo Xaraba. que es su cia v su estilo. en su erudición. que según dijo con razón Sempere y Guarinos. en su gramática. Contra los franceses especial. que no debió salir de la pricolegio de vada representación de un d'Alembert. respondióles abate Lampillas. y también le trato con singular desdén otro escritor que se llamaba D. quedaron solos en teatro nacional los italianos y franceses. aquel que pudiera menos pen- sarse al pronto. anduviese de acuerdo con Voltaire y las frases. en su estilo. llegando decir de esta tragedia famosa. compuso de su propia aprobación teológica del teatro de Calderón.» Esta enemiga contra Cervantes por lo que toca sobre to lo a lo que más admiramos boy. se pudiera comparar en saber con su autor. Rudísimo fué el el golpe para el de los pseudo-clásicos.» Viendo tratar así el lenguaje y estilo y el ingenio mismo de un Cervantes. que turbamulta de sus compatriotas respectivos. defensa intitulada Apelación al tribm «escribió basta doce Cervantes. y hasta en según se ha sabido moder- explica con unos modos y frases de más allá que su tiempo. comedias que por parte ninguna tienen picante. la que en además.

el el gran triunfo que alcanzo en arrancar de su alma vehemente amor que profesaba a la tícuUridad.mena I Ultimo. un hombre que murió varia índole y todos á los treinta y ocho años de edad.irte Pre- Lope. teniendo de mérito como crítico.( alderón v I.H i d primero «1 segundo en una ocasión. Ni la a-ilidad . También estaba Huerta arte dramático. dejando muy la estimables. cual Gallardo tuvo bir. se ajustaba á los la . que bien en el la generalidad de los preceptistas v poetas contemporá- ardor del combate trató a Corneille y iva. Vistas las : a cn jue t da la ventaja de le la polémica aparece del lado del primero por más que su contrincante se flexibilidad de estil adelantase en destreza. exornándola con . nunca fué esta mayoI que la que solía ejercitarse en Francia nuestros autor escribió había llegado a su apogeo en España la doctrina . el dar entonación . v. ante todo. cayéronle encima diversos contradic' joven poeta y magistrado IX Juan Hablo inducido por su genio reñidor. defensor simpático de la verdaderamente calumniada le tuvo tiempo para arrepentirse del pecado.taire en su traducción de Zana 6 el género que defendía cosa alguna. que intento rivalizar con Hacine en '. Hacine con injusticia. i . ni su vasta instrucción. que el. Conocía bien el unphas mira. de contrarias opiniones. más pues. no bien publicó su prólogo. f pues. fué en 1785. la. me para mí nunca ha sido .. Era ya . fácilmente tomase parte Forncr en cualquier al ruin emú' .maba tanto jefe de nuestros . en general. bastáronle para lograr otro poner en ridiculo rabia con que indudablemente disputaba tarse ins. Leí la irreverencia de francés.

eos D. superóle fácilmente escrita la Estala en á 1 empresa común. haciendo ver que no puede ni debe tener lugar en obras de imitación. el cual hago ver que no una imitación sino un verdadero plagio de las Mocedades del Cid de Guillen de Castro. y defendida sólidamente los nación española por un término que hasta ahora no han conocido pillas. sin más fortuna en verdad que sus amigos Jovellanos y Meléndez. el me mofo la de la división de los cinco actos. apartándose de mezquinas imitaciones del siervo. la y refiriéndose á aquel trabajo (1): '(Demuestro con la mayor evidencia. en que pretendiendo imitar á los antiguos. la familia del insigne lando nuestras antiguas y constantes relaciones con Forner. él lo confiesa. invención de de Comedie. pasaré á demostrar que todas restauración de las letras. Leandro Moratín. Decíale á Forner en carta que poseo autógrafa. bien que no por motivos literarios.. 6 de Noviembre de 1792. Nada tiene de singular.. de los españoles. á quien escogió Estala por confidente sultor de cierta Apología de nuestro teatro. las comedias modernas. cuanto llegó á detestarle su íntimo XXXIX amigo D. que tragedia antigua es esencialmente distinta de casi moderna por su objeto. Luís Villanueva que ha tenido bondad de regalármelos poco tiempo hace. el pero. que no conola cieron ni debieron conocer los antiguos. . desde la son unas plastas fastidiosas. no supieron sacar más que las hezes de ellos: hasta que los las españoles tomando un nuevo rumbo enseñaron las á hacer dramas que pintan cos- tumbres modernas. que la tragedia moderna es invención de Pedro Comedie la disposición material. etc. según se lee en sus cartas. y ( 1 ) Debo ilc esta carta. que aquel alentado mozo tomase contra Huerta la defensa de Racine y de Moliere. Demostrada esta pri- mer verdad. por tanto. demuestro fatuidad las de la pretendida ilusión. en cuanto á lo demás. Pedro Estala. á la genero- sidad r< 1 D. como las demás que cito. arreglo á él el clasicismo dramático del autor del Café y escribió con para la escena. De bonísima aun fe profe- saba Forner. que nada enseñaban ni servían masque aunque para dormir. con más saber y sentido la crítico que Huerta. De estas comedias españolas aprendió Moliere. paso en cuanto á á probar. que dejaba en vigor atrás á la de aquel poeta? Porque. por su conducta y por todas sus circunstancias. lo es cual confirmo con Cid. sino en cierto sentido. la y otros papeles interesantes. Huertas ni los Lam- Sentado este principio. sin duda..PRÓLOGO GENERAL. Examino muy despacio las pretendidas perfecciones de la tragedia francesa: demuestro la sofistería de las dos los críticos unidades de tiempo y de lugar. del rufián. pero ¿qué fanatismo de sectario había y con- de abrigar con esto y todo una persona. y cátate por tierra todo la edificio de gloria teatral de los franceses. del hijo perdido y después hallado.

iseria fácil de aprender. se ha empeñado i .. ya extranjeros. I del disfavor en que todavía 1 D el exce Sófocles (i). los A mi deben irle quedando las al lector de que.p . ' arte (que no cono- áen no se alucina con sofisterías. prohibidas por Real orden de 14 de Enero de 1800.... otra Rcrd orden. en mismo un año después. calificando D el solo título de dita .. los ni menos que lo habían sido antes la autos sacramentales.e no salgan de un lugar y tiempo muy excelente. consiguieron fin del ero. en último tiempo.. no muy numerosa los h nacionales. de otros las infinitos ignoran- el gran secreto de unidades. que se supo. aun en tiempos de su el clasicismo ocasos prosélitos en ..ua injuriosísimo. I tala el que. hom- . que algunas de las mejores comedias de nuestro teatro ni .ratín y Jovellanos. pugnaban por alcanzar « funciones de policía á la ordenación y regularización y la Querían aquellos varones insignes. que encarecido por los críticos.. de no saber . „te. no ha que- han dado en llamar reglas del . Tiempo : arcar la ración entre las comedias románticas de nuestro producciones de Cornelia y sus competidores. las exclusivos partidaros de iban ellos que titulaban comtdiat arreal mismos. . | que en Madrid secun- indispensable teatro en escuela de costumbres. Kran. necesario divertimiento de los espectadores. en preferir á ellas las r regular i - .. en :i de . 1 • ya entre Y aun es mas singular. dijo lo unidades es tan . con el ¡arar mientes en lo.bien público. con lo cual los táña- dramática nacional d< no poco debieron regocijarse. mucho m .

l'k< >L< >i . El Rey valiente y hombre de Alcalá. la suspicacia política de la época. por aparecer ella duelo autorizado en contra la severa reprobación de las leyes y de Jovellanos en su la Delincuente honrado (1). con las otras semejantes. de que tan de moda la estaban en aquel tiempo las artes mismo y se exageraban tan á placer simbolismo y forzoso la fin alegoría en del diseño. disparatadas comprendiese de Jalerina y junta censora comedias á pesar el como El jardín El mayor encanto amor.'i una junta especial la el encargo de realizar la apete- cida reforma. lista. y el escena. acuchillándose algunos delante de Carlos V y Felipe IV. primera y segunda parte. Pero ¿á que sueño. sin comparación solas. También se explica el que comedia titulada Masariegos y Monsalves fuese prohibida. larga lista de comedias que los seis con que se encabeza tomos del Teatro nuevo español. El tejedor de Segovia. . Pero no la intención. en el persona que las había iniciado. El príncipe constante y Mártir de Portugal. confiriendo . hay muchas verdadeera la ramente disparatadas.' i i GENERAL. en días en que causa del Escorial no andaba en que el propio monarca reinante había mantenido secretas relaciones con el fin conde de Aranda bastantes años antes de morir su padre con el de prepararse para gobierno. Pachecos y Palomeques. respecto á otras el fondo naturales. No se quiso tal la vez que un Rev destronado por su hijo en lejos. XLI Noviembre de 1799. y en á despertar recelos. la después de todo. el mayor número. en las entretanto. de pudo obedecer prohibición de las La vida es El príncipe constante . contáronse desde luego entre justiciero y Rico recogidas y prohibidas La vida es sueño. Y. mas en vano. El jardín de Jalerina. dados a luz en los años de 1801 y 1802. no. pero la suficientes semejantes. que entre alegóricas y de magia. El mayor encanto amor. Enrique de Trastamara en las tablas á la par que la quijotesca 1 1 ) En el siglo xvii hubo autores adversos al duelo. Masar iegos y Monsalves. Concíbese. En casos de honra se desa- fiaban hasta en Palacio los caballeros. relaciones inocentes á mi juicio. junta que entre otras cosas propuso recogida y prohibición á que la me he referido anteriormente. de El rico hombre de Alcalá y de el dos partes de El tejedor de Segovia? Para mí debió de originarla más que la amor á las comedias arrese viese á gladas . las no obligadas por lo visto á tener didáctico y moral como obras dramáticas. Justo es reconocer que en padecieron entonces persecución por la justicia. No debió de parecer bien tampoco que se recordasen regicidio y fratricidio de D. limitarse á aquellas advirtió al Al suspenderse publicación de dicha se público que continuaría aumentándose á medida que hubiera suficiente originales ó traducidas con número de nuevas comedias la que suplir (en el los teatros) falta de las antiguas que merecieran desecharse.

mas tan pronto como de allí á poco vieron de española nuevo la luz continuaron uú\ demostrando la general benevolencia de la critica El más clásico de dichos periódicos. en tanto que se nos dan tragela lerramar dulces lagrimas. lo al Literario de JO! (tomo ni. un i >ucn . . trazó en 1805 el siguiente contemporáneas de nuestras comedias: con placer por un efecto de .o. intitu- de ciencias. Las revoluciones abrí que nadie hubiera v monarquismo ingenuo fervoroso del siglo déci los de indudables recelos llegaron a estar también suprimidos que se publicaban. verosímilmente influido. . año n). aun excelente versificación. . la que con la bien entendida pintura de nuestros vicios. no ficar. puesto que límente conocidos. 1 repre- con un nuevo interés.- Q W fuera de . nte I» vida ' y la rictoria. losas. oí siquiera :l muerte hcr6ica de mi I"» sc i s L1 juicio indi| hermano y de su libertad. había dicho ya esto el aunque menos sustancio d jenfadadamente: -Déjennos con balderón ] Morete. habiendo dejado de represenla ta . literatura y artes (tomo 11). interés. . Y antes (tomo i. 1 que sigue. nacidas de 19 compasión y del terror. conserven y hacer nazcan bellezas no conocidas y se nosotros tentamos en nuestras comedias por á veces que en fin. año 1801). y parece que su ausencia dignidad y de gracia de que los iban ciencia con que se represe:.. y con obser'es de guardar cuando no se quiere otra cosa. No la hace muchos sin costumbre. nos exciten a dico. no precisamente en desarraigar un abuso. lo general. la D todas cosas verdadera reforma consiste. bandolero. fas ¡as pensamientos elevados. creíamos haber hecho una grande reforma.. en cuya redacción tomó parte Quintana. riquezas del drama.. Iodo fué abajo. sino en impelas tro.». volver a ponerlos en escena..

1'k'iLOGO GENERAL. a quien ya. Ensayo didáctico. por tales señas. D. que Calderón no ignoraba más que Lope las reglas: loque hubo fué que. quien lo pronuncie. Pues no? ¿Cómo? Otra cosa ungir. que no enemigo cual se pudiera la recelar. Las reglas del drama. y juicios de sobra lisonjeros para el los que el las escribieron. mostró indulgentísimo y. Fénix. este pasaje: Fénix. pero no lo extrañaría. hay los siguientes versos que demuestran la que poeta no ignoraba regla de las veinticuatro horas: 7> « ¿En qué ha de parar aquesto en veinticuatro horas la . demosla trando. Cándido María Trigueros. ¿Pude excusarlo? ¿ Muley. entre sus papeles que poco ha tuve ocasión de registran he visto además numerosos extractos de comedias antiguas. porque la grandeza del Morir está en ser un padre. Muley. ni siquiera en teatro . Hay. por ejemplo. En otro apunte se lee: «en la Jornada n de El maestro el de danzar. de nuestro teatro. pero de buenos estudios clásicos. todo lo cual indica que lo mismo que de Raquel era apasionado autor de El Pelayo. ¿Pues qué pude hacer? Morir. titulado clásico. rindió también culto y por modo más positivo en aquellos años. que lo familiar no estaba reñido con lo trágico. de su letra. Otro poeta de harto menor mérito que autor de Oda á ¡a Imprenta. Muley. en Advertencia con que encabezó una edición esmeradísima de el tal refundición. Que por ti lo hiciera yo. de Calderón. Porque en se el XLIII la pluma de Quintana no lo sé. refundiendo con acierto singular La estrella de Sevilla de Lope. ostentóse entonces tan entusiasta admirador de obra y del que escribió. cuanto defensor la de su sistema contra los críticos pseudo-clásicos. particulares. puede decirse que con ventaja»: juicio que parece de Huerta. no un amante celoso. en comedia El Príncipe Constante. de Calderón. Pues al pié del pasaje escribió de su puño Quintana: «Aquí está literal el famoso Qu'il mourút de Corneille. y alguna de sus notas. Fénix. y sin prevención nacional. de hecho y caso pensado. el ni uno ni otro quisieron la observarlas. Y más Qui da trova de tiempo? Y le sobraba razón á Quintana. á nuestro teatro antiguo. habrá la reconocido la el lector.

•irania 1 I dos lulos se levan dramática fram el en el ínterin. i para i las obras serias tualmente (i). : i sino ii me in. sino de bastantes 1 iya. padre. y . mismo que añ prólogo del se cree verdadero la con quien que consultase en emigración el I I 1 plan y sentido de su le D costara el M 19 no la le fué ni Masarre. por ¡¡tundida.luíante su famoso asedio. Guillermo y Federico Schlcgel. y enérgicamente sustentada por el bel B ! ber. cobró de detractores. y dina? I). de la escritora célebre fin que llevó V vino por lo á ser el último grande (ialiano: tro I antiguo ¿quién tibió el iña. bien que no fracaso vida mucho mei I ntienda en el propio Cádiz. en sustitución lia. para que centro de nuestra nacionalidad se iza. Antonio Alcalá 'sito. porqi: ilusti personas - n el mbaI del apelati lo más nina- usado en n . muy inferior intitu- lada < hallan entre otras las siguientes lineas. I según es sabido. donde imprimió Bohl •no.is d lia y Melpómene. mer- \D de la nueva critica de A. ue.mi MPORAl don ¡ticos II ta . lia.

sobre todo. se hallándose todavía allí Alcalá Galiano. que lo quedó en mi el victoria se él pronunció desertado. al decir de este último. que. y dramática inglesa y española. según veremos.Madrid. . y con aprobación de varios amigos. ilc XLV Faber. 8 Cuando llegó con todo á su mayor crudeza la debate. por el campo. si son. su y lenguaje. Alcalá Galiano del principal propagador del despotismo literario de los france y hubo desde luego serias polémicas sobre el caso. de su mano las críticas teatrales. los altos elogios que la nueva crítica alemana dispensaba á Calderón. muy y. la polémica. Agustín Duran á critica estampa su Discurso sobre moderna en la decadencia del teatro antiguo español: obra directamente inspirada él por los trabajos de Bohl de Faber. Antes de mucho acometió luego de exponer en el el clásico Lista en la El Censor de 182 1 la empresa verdadero sentido y carácter de dramática española. Con el de Pasatiempo critico. que tan á pechos tomaba gloria de nuestras letras. escrito allí además con mayor profundirefutaran las dad y alcance que obra ninguna de cuantas hasta teorías galicistas. de que había mujer que usó el en entretanto. Muerto aquel excelente periódico. desopinando á un estilo tiempo su juicio. cual pienso. y la pasados los tristes años de 1823 á 1833. las reflexiones que acerca de ella dio á luz en el número 38 del mismo. según su autor que la crítica clásica pretendí. Pero aunque no hubiese quedado Galiano vencido en concepto. no obstante. el influjo de la en 1828. pronunciándose enérgicamente por título el clasicismo francés. Alcanzó este opúsculo grande y merecida boga que todavía dura.!. el mostró al principio bastante conforme con la laborioso y entusiasta extranjero. su patriotismo y hasta su buena la fe. mas ya. hubiera por sí sola originado la decadencia del teatro antiguo español. Aunque no fuese de todo punto exacto. fué en 18 17 con motivo de escribir Galiano en Crónica Científica la crítica el y Literaria de la .PRÓLOGO GENERAL. sin dejarle hueso sano. v para pro- curarlo fué oportunísimo referido opúsculo. Bohl de Faber y su discreta pseudónimo de Corma en aquella campaña. y conforme mismo confeso allí. no cabe duda que retardó el el renacimiento de nuestra dramática. con no escasas injurias de el ambas y 18 1 partes. juntos en uno. había dado D. según parece. Hacia 1814 era. entre la primera y la última de estas techas. merecieron eterna gratitud por lo que hicieron en favor de nuestra germina literatura. la salió prontamente literaria á luz en Cádiz un folleto en que al Germano gaditano y Amazona (según apellidó Galiano de burlas matrimonio Bohl de Faber). reanudó su tarea Lista en 1836 desde la cátedra del Ateneo de Madrid. por la edu- cación literaria que á Lista debiera. artículos de todo punto contrarios á alemana. embistieron al futuro grande orador. poco más tarde.

lo cual . que no manifiesta. colección de comedias por i D pu o también con mas fortuna que aguo K al alcance del publico.. Rivas. mas [ueza fundamental i ' ración ha hecho decir .. 1 Iay un siglo y más de constante trabajo de hombres Jderón y tantos otros insignes. pluma que no rin ' I in clásicos I i mueva ir •. ¿cómo y por que dejo de haber poetas de la escuela de Lope y Calderón por más de un siglo? le o acerca de esto es que. ro siéndole constantemente favorable el pueblo y casi siempre la crítica. VI. mantener vivo gusto de las de otras veces. cuando continuaban aplaudiéndose 1 comedias de ellos. I naturaleza bajo la docta .. debía de quedar latente en ¡^arte fondo del espíritu de los sentimientos.. acribiendo i. Y en este punto las la cues- tanto había censurado á Calderón en I notas de su al Boileau su modelo. prístina obra de Cuando reapareció.1 ra [ue el antiguo espíritu no era ya poderoso a inspirar el nU c. aunque los faltase aquel ambicioso aliento de el días de predominante grandeza. las ideas y las las quimeras del tiempo de 1 ope ores. La Conjuración de fenecía. á poco Alcalá Galiano la como cómeste último. súbitamente se convirtió allí ron. pues. tenia ual ninguno riquísimo en parciales manifestaciones. . y por qué . y hasta solían atente he dicho. trayendo juntos a ¡Soria del sistema escena el Don Jívaro de dramático nacional.

con su exactitud de observación los caracteres. admirable. v la meditada elección de asuntos. 1 res. con de poetas tales como Corneille. No: en especial si comedia la de Moliere. bien que no toda á mi parecer cuanta atribuyó Duran. — París. aunque otras causas faltasen. y tan discretos como M. se ha igualado á las veces. por de contado. á no dudar. sin que sacrificadas. que no faltaron. teatro de Fuera menester que á nuestros vecinos inspiración del la las dichas cualidades juntara siquiera de lejos la riqueza. Guillermo Schlegel. ya que de ningún modo pueda concederse que aventaje. constituye. el influjo del teatro francés en España era natural desde (i) Hist< lid de la literatura y del arte ara España. traducción de D. sobre todo. habían tarde ó temprano de estas le traer su decadencia. y por más que tragedia francesa no sea en verdad la griega. fuesen otras Para mí. j 1 l et susiesssurs M. el al francés uno de los primeros sistemas dramáticos conocidos. Eduardo Mier. por ejemplo. de Calderón con bien peco merecido desdén y todavía mayor ingra- dados los muchos asuntos que el francés á tomó del nuestro desde Corneille y Rotrou hasta Moliere. Rotrou y Voltaire. mucho se equivocaría Y grande le llamo de todo corazón. ni siquiera la con el de otros menores. tra- tando á par titud. la introducción del gusto de nuestros vecinos traspirenaicos. muy digno de figurar lado del de Shakesles el peare y del español. que el quien imaginase que la ponga yo á nivel mérito de los preceptistas exagerados y rutinarios de el escuela clásica en Francia. que supera á la de todos demás teatros las sumados ( i). la alteza y profundidad de invención é español para que excediera á éste en particular. de Mézieres. Entre tuvo bastante importancia por su lado. en con la sobriedad y armonía verdaderamente antiguas de los las fábulas.l'k'iLOGO GENERAL. 1 — Madrid. es en Racine. la Con nobleza de principios y sentimientos que ostenta. según demostraron nuestro abate Estala primero. originalidad. Bastarle debiera cada país en estos contrastes y comparale ciones difíciles. . Racine y Moliere. Críticos hay no obstante. tanto y más que el por influjo de los preceptistas. con que su propia gloria quedase incólume. que parecen compartir modestael mente la preferencia de los críticos alemanes por el teatro de Shakespeare (2). los XLVI1 al ilustre Schaclc. o del autor. juntamente con su naturaleza sistemática que encarnaba por fuerza corto fábulas ó invenciones en número de ideas madres y de caracteres típicos. y luego A. jamás se ha superado. por conocimiento cada día más general del gran teatro francés del tiempo de Luis XI V. i i sS 5u \.

hombres de letras. i que en breves palabras con esta ocasión la se le haga aquí al autor debida justicia. ordenada. Ó de los primeros años de su hijo. que se observó en España durante del de ciento ó ciento cincuenta años de la imbres . Según .e-nio de Lope . ni en nada. table que la grave tragedia francesa despertase afición y estímulo en tros . res- tilo de aquella nación. y todavía I de Carlos III. Pero más que ntido meritoria la empresa de de las I). no sentía como Lope y Calde- pañol del siglo n ni siquiera como latentemente. caballeresco..nuble el habilísimo refundidor de comedias antiguas lustres D. Moratín Martínez de la menos 1 | felices hasta Rosa. el lazo estrecho de leí laa doa Pirineo. si no iña la tragedia a la francesa. Dio- como Montiano y Luyando. aventure ÜCO de sus antepasados. pero no representantes en poco. empresa coro- table. Que Moratm xvn. pruébalo un solo hecho: los haber juramente entre que siguieron aquel partido hubo muchos hom ¡tu de bien. injusto sería negar que por la frecuentemente dignos de aplauso. \ esto la ayudó nación cultas de \ • la nuestra y todas las se iles enemigos unió bien cambio de < ípíritu. Avala.o I el pueb por nuestro genuino I Iuerta.. Leandro Moratm. escribiera me mientras estudiaba apasionadamente Quintana aquel teatro ra el teatro clasico mismo (i) y lo cultivase también. y serena.. . ya que no en '. a mi el gran parte aun el de su siglo. y que fuese •..11 MPORÁ1 novedad • y p ir .

ropillas.> ¿Por qué va en ni corte de al Carlos III (añadía yo) ninguna persona culta creía. mientras Moratín sacaba por primera vez la teatro los tipos de España nueva y de la nueva Europa.!. y los prosaicos casacones y sombreros apun- tados de los personajes que Moratín sacó á plaza. venga La humilde plebe en irrupción . Los grandes. la Ramón Cruz. denodada. y con de la decimoctavo este que peculiar- mente conoció y pintó D. títulos y honores? Y no en mientras la plebe aguardaba. las tertulias que frecuentaba Moratín. y padecer persecuciones por alegre Hoy va la musa del buen D. Ramón de los Cruz. que con exactitud pintó Jovellanos. él Ramón todos los barrios de Madrid los visitaría las en vano. pero siempre irresisla tible influjo del espíritu general del siglo en que se vive. ni sustraerse al sentimientos muertos ó las extin- más ó menos oculto y lento. van borrándose gradualmente y de arriba abajo. mucho más eficaz que éste acaso imaginara: ¿Qué importa venga.l'kuLOGO GENERAL. descrito antes. obra siempre más de lamentar que de impedir. reñir. el El mundo que el conoció Calderón se acabó con el siglo decimoséptimo. ó daban con nuevos devaneos y vicios. no es dado á nadie "resucitar guidas costumbres. v usurps Lustre.. que se extinguí. títulos y principales caballeros que conoció y trató Moratín. pensaba. el Entre gobierno que mandaba escribir autos sacramentales y losos. que ni unos ni pasan en balde. á aquella invocación tremenda. de Meléndez. Los manólos hacían entonces. ó entre plumas. su hora. porque de loque vio y oyó. nobleza. que se hacen viejos en naciones. donde había que buscarlo era. que estaba ya tan vecina. rondar. amaba vivía modo otros el que en la de Felipe IV? «Por obra de los fácil años y de los sucesos. á modo de parodia histórica. en otra ocasión he dicho y tampoco XLIX me parece indispensable repetir con palabras los nuevas ahora. lo mismo que galanes de Calderón en otro la justicia. . Y es que los caracteres históricos. tiempo: torear. ó vivían tranquila y honrada y acaso tiesa- mente en lugar. cuanto existía del Madrid de Calderón. sus casas (ni los más ni menos que sus austeras y piadosas mujeres). ferreruelos y broqueles los caballeros de Lope y Calderón. sino allá por la los barrios de Lavapiés v el Barquillo. que el los prohibió por escandafe había tan grande abismo como el que media entre las auto de de 1680 y la Oda de al fanatismo. únicamente quedan reliquias en más apartadas las provincias de España. así es que puso ultimo en escena al antigua España. Tan ambicioso y sutil fue. con efecto. nuevos Parnaso y Pindó de D. así como de arriba abajo penetran y se extienden también los que han de sustituirlos.

discutir. las duda. nueal tnriguo.nacido en los primeros años de caballer'i nde quiera reemplazado á 'is las antiguas comedias de Moratín no son su tiempo. únicos que con obras originales. la al comenla triodo que páginas de este libro reflejan. donde entre la aristocracia y el ios. séamc lícito preguntar por via de exordio: ¿no es piel que todavía ahora pudiera de «es. como sin apellidó ni lo ú encarecimiei las N pero tan.orAneos. en suma. según al principio expuse. de la 'nación que en nuestra escena is Hanr I — . marquesas . sino de genuino y castizo . no á Paris. de | a «dente. lad de la escuela del menstruo de la naturaleza. ocupasen las escena española. aunque estén algo decaídas. y aun las hacer . y siguieron sus discípulos inmediatos de los r lo terreros. '. del cual tengo ya algo por fuerza que decir. y eso vino á darle que hoy podemos llamar contemporáneo. ids prueba tan decisivamente cuan otra fuese d el ' sociedad la . ni menos contrariar ajenos juicios. en se iticos principios. las de gracioso y K • el la contrario. muy poéticas en sí de l la poesía lo que más distingue la genuina dramática que ilustró tanto 1 Moratín. ¡n como que les deleitase ver representar. Faltaba el poesía. Y antes :rar > de lleno en este punto. semejantes cuadros de costumbres. de < anualmente no de filósofos ó publi- -mados por el reinante espíritu cosmopolita. las bri- x |1. rid aplauden I hoy mism los qvic visitan M cualquier teatro. verdadera poesía en nuestro teatro. Sumo Pontífice del realismo que alcanza:-. todas las la V . alternadas con la general traducidas. ser •us del criado villano. -irse etet del gcni<» de manólos y majas y prolíficos muy tempranos II gérmenes el leal Jlero. á señoras más cncopela •»o. no se bien por qué. todo se lo Itero gracia. cuanto otras veces antiguas comedias. el iñerts y gente del bronce: valor y hasta la el pun- U Señorías de moda y petimetres. repetir.. modernas.. turbamulta de 6 beatas. aunque no me proponga. no de enrieos.

así del los buenos tiempos. ya las desdichas en placeres. Ll pueblo español. con sus baladronadas y todo. y menos corresfisiológica. ya en infortunios los triunfos. los discreteos y delicadezas de las El desdén con el desdén. y sobre todo El Trovador. se hacen aplaudir del público. cambiaba ciega y caprichosamente. no lucha Don (por valerme de las Alvaro con aquella divinidad terrible la palabras mismas de M. de Gil de Zarate. en cos. y á poco que se representen bien. ó de Echesi garay. esta última tan frecuentes. Sin embargo. Etiide sur les tragiquts grtcst — Paris. Con- como de Segismundo el de La vida es sueño. y mal pecado no veis producirse lo las mayores emociones de que sea se la escena capaz. á las danzas de espadas. la generalidad de obras de Garcia Gutiérrez. que aplaude es la poesía. que recuerdan los de Lope y Calderón. del Castañar. tan aplaudidas asimismo por las antepasados. en fin. Pues no hay que vacilar. de Núñez de Arce. de vez en cuando. tan celebrados sobre todo en El Burlador de Sevilla. los dramas históricos nacionales como Guzmán el Bueno. á aquellos constantes galanteos. Los Amantes de Teruel. el él se representen. a que en opinión de los contemporáneos de Esquilo. No por otros motivos que modernas obras de la escuela. y con mejor ó peor ejecución. ni menos áridos análisis del alma humana. aquel sombrío Don Alvaro del duque de Rivas. buscad poesía nacional que es lo que ellas dan á raudales. aunque salga á plaza desfigurado y maltrecho. sus antiguos modelos: la altivez del Rico hombre de Alcalá. y no hay más que denado por desconfiado. haced que ante ejemplo. de Hartzenbusch. de Zorrilla. Don Juan Tenorio. ó dramáti- camente desvanezcan su carácter los raudales líricos de la Musa de Zorrilla de verlo. . la poesía cualquier nacional. ya metafísi- ya líricos. que. ó de Garcia la lealtad de Sancho Ortíz de las Roelas en La Estrella de Sevilla. v pundonoroso y fantaseador. derramando con despotismo brutal desde lo (i) Patin. pero tan serlo enamorado. Su éxito ponde á la maravillosa versificación heredada de la antigua dramática. que el griego Esquilo llamaba destino. los que algo tienen de caballerescos de López de Ayala. Patin) (i). 1877. No busquéis en las obras citadas profundos. á aquellos heroísmos los callejeros. Pariente cercano es asimismo.l'KOLOGO GENERAL. luchando con en algo verdaderamente parecida á lo los sucesivos acasos de su mala suerte. sobre otra cualidad ó condición resplandece. las por Don Alvaro del duque de Rivas. ó la primera parte de El Zapatero y el Rey. no exacta observación psicológica. ó El haz de leña. como en El convidado de piedra. igualmente en ellas que en nuestras comedias antiguas. como saben sólo protagonk dramas españoles. y aun aquellos pavorosos combates del hombre con humanas y divinas leyes.

bien rival se ve que tafia ' con su en términos que por lo caballerescos A • R jas. mayor le tr. Rivas y 1 : García Gutiérrez con Rojas.s con la gallarda vena de es . que no por decreto divina interesante. Ja. n de circunstancias. ó más bien el candido supuesto de que la principal en la -oducir una completa ilusión de u realidad. A nadie han causado toda\ figuración. Si desde .r. que de aquella misma parece la que proa tierna. y por su parte sigo que pudiera vencer. antes Rojas. V. aunque no ven/a. que no puedo de las reglas clásicas. ni la Comunión de San Gerónimo parecido de los claustros ma. de la naturaleza indiferente. 6 Calderón. por lo ni común. discípulos que los maestros. casta. cual si fuese de todo punto posible. con Moreto I lart- / • l ll( -nativamente con todos. ibilidad industrial ó mecánica que inspiración genio. de la propia manera que sediu traba ttinta al la de los tiempos de Felipe IV. compiten con Calderón. al modo Don i|uc i totalmente á lo divino :\ l . '4*£ al que producen los cartujos sin de la Madonna degli . bienes y males. y noble dama. á Ni la mi inicio.'varo ó Don el ramas contemporáneos. diríanse . cierto. y con menos el üccr duqi. Verdad es que en esta versilos de empleada por los demás dramáticos de la tierra. ¡empre que l se trata Todas estaban basadas lo imitación de | la naturaleza./.// le tiene la muer) morbo vi ocasionan. que las dos partes de El Zapatero y el Rey.r parte se logra. ó cu. Moreto. que suelo ser en •-envuelto en una especie cia la voluntad del hombre. I como no /). de la que del esmero de Alarcón. que ella arrastra por sí sola al moderno público. ¡cuál de los artistas modes- .' obre los diotes. que me trac esto á exponer aquí una consideración. as- encadenan por mera casualidad. á propósito del ucesores con los dramáticos contemporáneos. bueno será decir. Tirso I locución fácil y arrebatada Tuctura de los versos es una misma en antiguos y moder- rntemente. sin valor moral. es á saber. puesto que dejándose llevar. la Isabel dulcísima de Los Y aun habiendo ya tratado de versificación. embargo. La Estrella de Sevilla. no revelara eso.

deben nuestras comedias contemporáneas. tener. las menos ampulosa. entre literatura. por otra parte. á hablar. las conversaciones ordi- Moratín con su admirable buen sentido opinaba esto. y razonable rigor de la crítica romántica moderna. tos Lili que los el pintaron. imposibilitando siempre así desarrollo racional de la acción. osaría reputarse de primer orden. el aparte de las ventajas anteriormente dichas. que todo nuestro teatro contemporáneo prueba (i) «Le Gracioso il est. de esto. de la estricta imitación de naturaleza. romance. hasta aquellos en que toman parte personajes humildes. Y. si no tan espontánea y rica. natural y á modernos dramáticos. con hemistiquios iguales. y con harta razón. impressions probables. aunque mezcla de el lo jocoso y lo serio en unos fuera mismos dramas haya continuado. según ellas efectivamente son. lazo las la de unión según ya he observado. de los clásicos franceses? es singular que los cómicos diálogos de Moliere. tampoco á representar. y de los preceptistas de su escuela. en sus principales comedias. ejemplo la el de la prosa. sauf la forme boufíbnne. no puedo menos de repetir. El donoso octosílabo es castellano de nuestros antiguos y flexible. como de esencia en drama romántico. 1882. las nuevamente seguido por Tamayo. versificación que la generalidad de También son. la sin perjuicio. ni medir su mérito con el de Rafael ó del Dominichino! Por semejante error hasta pretendieron algunos clásicos las el que entre un acto y otro de que justamente permanecía obras dramáticas no trascurriese telón más tiempo que casi el el echado. estén sostenidos en un metro heroico. Louis de Viel-Castel. nadie lo ignora. impertinente y gongorina del siglo xvii. al parecer de los pseudo-clásicos. del gracioso. que educaron á los más de los autores contemporáneos. sin duda. Comme le chceur. y en mejor de suyas por Echegarav. cuando la escri- bió en prosa sus dos más que célebres comedias. Paris.PRÓLOGO GENERAL. instrumento bastante más propósito para todo género de diálogos. y en los cambios de escena. al Al depurado gusto por lo demás de aquel excelente poeta cómico. Ni se ha vuelto. la mucho menos desordenados los nuevos que los antiguos dramas en acción.! Essai sur Théátn Espagm par M. la picaresca dos grandes ramas de nuestra antigua y la ideal. y adoptó en otros casos es el más natural de las versificaciones. por influjo del propio Moratín.'. si no verdadero sustituto del coro helénico cual quiere Viel-Castel (i). le le chceur des tra^édies antiques. y no por eso puede aspirar narias. y más todavía en Realmente pareado alejandrino. cosa antinatural. represente pour ansí diré le publie dont ü exprime souvent les sentinients et les . mas ¿cómo compaginar semejante crueldad si estética el con la versificación del diálogo. las hay. .

entre :. siendo todavía librea y donde quiera que sano» palpitan x formular otra pregunta. de do reliquia sino en los sainctes. ordinaria.. reacción ó creación. 1 | I repentina aparición tra res tan legítimos i. incia í misma que mediaba de frailes los autos de je del la que Madrid presenció á la sazón? ndudable. sino que hasta el majismo. monje. Ramón de la Cruz. completa en el primer tercio del siglo déci- . todavía con frecuencia representados. fluctuando entre tlcm. • escena contem- cuanto los que he citado y otros varios? por reconocer que en este moderno renacimiento dramático no hub revolución. casi U D. 1 por docto> é indoctos.DRAMAT1 rEMFORAl que en ido. indo a un lado las costumbres nos fijamos en el el espíritu de la uno y otro Reina niña tiempo. cuanto de imitación. lo común el miliciano nacional para alardear de Felipe II enemigo siempre Carlos.ente: . en que según he dicho iba extinguido. de aquellas serenatas y qui- iban relegados a las costumbres provincia: he expuesto. siempre admirado. naturo y convencido por cierto. burlesco Lope de Vega de aquella pasajera parodia de \pa v las espada. subdito liberal y hasta exaltado de le por D. hasta apogeo de el la crítica fran- 1 [ue suponer algún otro elemento mas que mero espíritu de lañe bien cuenta de un hecho de tamaña monta. cosa que se desconoce generalmente. h J . si él hay una verdad LV lírica primero quenada. por las ínfimas clases sociales. en el líente. dicha verdad i . digo otra vez. y tan numerosos y britan solo los últimos restos de pruner . si parecida en la la mulé cuando trataba de l.. por v mas qw intérnente el - tase nuevo espíritu. y surgen de . el romanticismo callejero de M por entero.| ¿cómo y por que ntc siglo? los ha habido. y vasallo de ó Felipe III. ó inspira - público que aplaudía. embozamientos por las esquinas. ¿quien duda que. ya en los autores que se hacían aplauras en el género antiguo. • Ya no . cómo explicar.

PRÓLOGO GENERAL. natural enemigo Y por otra parte: ¿la influencia del melodrama francés. ni del todo aún en nuestros público nacional su afición á la escuela de Lope. habría podido dar últimos la «ola á estos preponderancia y lo los excepcionales aplausos que en la escena alcanzaron? Antes de responder á primero. propio tiempo que romanti- menos de empujar cismo triunfaba en todas partes. que la nacional. dieron y por qué las viejas de pronto en aquel afán de imitar tería platónica y comedias. por otra parte. ostentaban de semejante á El médico de su honra. cuando nuestros dramáticos contemporáneos emprendieron tinamente ante todo el al camino que. no tan sólo saturadas de galanespíritu caballeresco. que es más arduo. sino lo que. ¿cómo los volterianos y sensualistas poetas de 1836. A secreto agravio secreta venganza. obedecieran general impulso de la novísima revolución romántica. no. han seguido después. que entonces avasalló por igual las literaturas de los pueblos cultos. y contestare á conclusioprimera de mis antecedentes preguntas. Para mí al menos no es otra la verdad. que su antiguo teatro se contaba por al uno de el los que por excelencia merecían llamarse románticos. no fueron. que en las catástrofes sí de por nuestros dramas contemporáneos se advierte. en verdad era cosa que no podía á nuestra juventud á la reivindicación felizmente posible de esta parte de la herencia de los antepasados. á la común con como teatro de Lope y verdad. del Trovador. Algunas hay de su época. induzco yo. cuyo está. Que oir de labios extranjeros tan autorizados como dos los de los hermanos Schlegel. y. Ni intento repennegar por eso que. en poesía lírica y en la novela. dos importantes . católico. aunque les valie- mucho siempre su estructura á antigua y la versificación. tomado de las de Víctor aplausos Hugo al ó Dumas. Carlos II el Hechizado. y de aquellas solas al puede decirse que debieron más ran los romanticismo francés. séame lícito recordar que los éxitos incomparables del Den Alvaro. El y otras tales. á fondo trágico al par que históricamente falso y revolucionario. sus catástrofes á francesa las que arrebataron patriótico público de 1835 y 1836. sino de crático. Mas los en los supremos triunfos de las tres obras que he puesto por primer ejemplo (y lo que todavía obtiela nen pasada la moda romántica al demuestran). aristodel racionalismo escéptico reinante: amor quimérico. con efecto. de los Amantes de Teruel. lo la mismo que en el teatro. LV exactitud de la Aun admitiendo la obser- vación anterior. por tanto. en su inmensa mayoría. del hecho de no haber Mas días así el abandonado hasta la allí. no dudar. El pintor de su escondido}' la tapada deshonra. Del rey abajo ninguno. aquí naturalmente dos preguntas nuevas. El alcalde de Zalamea. nacieel ron á ojos vistas de lo que obras tales tenían de Calderón. hasta ascético.

y lo que hace que. Sin fuerzas suficientes cender hayan decaído como se hoy para ejecu- tar tan altivas resoluciones. mejor existencia temporal que la presente al genero humano. de realizarse. público español castizo se deleite el dramáticas que conservan sabor antiguo. . si el i . á las cual los V no se nos hubiese caído de las manos? ¿No parece. opiniones el formar un ideal. . La guerra de ibrió üca. . aunque esta hermosa utopia hubiera alguna ni. «SO salpicado de al el irquía de los siglos caballerescos y fanatismo del principio de la aleramente a experimentar I . y las 1 u jxjr aquí realizado. Ni h. aunque no quieran. de caballería son aun nuestros catecismos políticos. I tfia entre primera guerra civil.. y el Don Quijote este positivo dechado de los que vivimos entre lo el Pirineo y ambos mares? Pues intimo v permanente sentido histórico es teatro partí que satisfactoriamente explica nuestro de las contemporáneo. Convirtiéronse otra ve/ en crueles .usto literario actualidad. todavía en lo íntimo del La otra ea que. en un con único espíritu y una idéntica vida universal. que aunque de las las costumbres españolas las del decimoséptimo que del ritu nacional leas andaba mas de acuerdo en los la pri- heroico-románticas de itín personajes de Lope y la la tuviera en tiempo y sus comedias. • en tanta parte de las creencias.OS. ve/. mayormente se observa y observara en aquellas que. que tra camino.nto sin advertir. tiene mucho parecido en el las naciones abandonar con la cuerpo en que reside mu* I -inda se inclinan á resumir los particularismos . lo cual r. las nació- la tienen en tanto que guardar. capa/ de producir mediante arte tan tro teatro antiguo. en iras la á pesar el nuevas sendas que por todas _. cambiaron \ interiormente apacible monarquía de los sucesores de Felipe | .no ve a lo mejor que aquí se piensa y obra aun. si bien dicho ideal ha desaparecido totalmente hoy 6a V i es que el conjunto de creencias. mucho de su respec o: lo cual . todavía por como indispensables institutos de progreso social.

entre le el teatro contemporáneo. Lepante y Otumba. Felipe IV. el mayor no pocos deservicios. y sólida de monarcas borbónicos y de su las clases sociales á ordenado régimen de gobierno. servicio que. indudablemente popular en los mayor parte del país.PROLOGO GENERAL. en las expansiones patrióticas nombres á la verdad gloriosos de Pavía. y el indisciplinado y callejero individualismo de los días en que nuestro teatro floreciera. con haber éste sido harto bien medido. el En el entretanto. el Tornado hasta allí suma. Á la humildad do la bajeza con . « Porque ya le perdimos el respeto. mejor soberano. á las cosas pasadas. los últimos reinados del siglo anterior. las armas. de adelante. después de siglos la súbita y triunfante apostasía de la dramática francesa? No menos que dos habían tardado. todo Ni hubiera sido tan bien acogida en al Plaza de Oriente estatua del segundo. cincuenta. y lo es todavía. por no necesitarse. que Felipe V. la dinastía vencedora. las creencias religiosas LVII tan suaves en sus ordinarias manifestaciones durante y políticas. fué ahuyentar ya del todo la hizo nuestro el nuevo teatro tran- crítica pseudo-clásica. la del primero. con sus des- dichas y todo. aunque es consejo de Aristóteles. como al de contaminarlo con sus excesos melodramáticos. aceptando de plano lo que Lope enseñó en estos cinco versos del Arte nuevo de hacer i No hay que advertir que pase en el período De un sol. con sus ordinarias ilusiones y ligerezas. De todo lo cual se apro- vechó. es decir. y clasifica- ción cerrada de los géneros dramáticos. nativo carácter español bastante cohibido los por la gravedad verdadera. Porque ¿cómo seguir dando crédito á lerantes principios de la escuela de Boileau. pero que en boca de nuestros abuelos sin nunca sonaban tanto. de la guerra de siglo Sucesión. reapareció de repente. no cayéndose de los los labios. la ni el cien años atrás. y en todas un tiempo. ces. para seguir al antiguo con éxito. duda. se hizo de pronto más simpático. abandonando la famosa unidad de lugar. en colocarse. Tampoco ahuyentó más los nobles recuerdos de la casa de Austria. Cuando mezclamos la sentencia trágica. Fióse toda divergencia de opinión entre los ciudadanos á las presentes. cuanto lo fué á su espontaneidad. y sin esfuerzo. Volvieron naturalmente sus ojos entonces los descontentos de los que eran allí más de los españoles. y mucho. como por todo un había ahuyentado. por lo que tuvo de poeta y protector de ingenios. los compatriotas de Duims la Víctor Hugo. la de tiempo. y. la más feliz en las la armas. que por tanto tiempo habían los into- querido imponernos nuestros vecinos. en dar de mano y á los rigores de aquel preceptista y sus secuaces.

libr. ó bien i que estuviese conforme. como en la aprobación. El otro fué un I). y sus ideas sobre pue- den casi todas ser adoptadas por la la crítica moderna. 1 ue el licenciado don ngulares y acertadas noved . - i leí pundonor harto bien en la l de advertir |>"r todo el mundo. cual había encontrado.lc Italia en menos dos de primero el los nuestros Lope. más desconocido aún. ostenta doctrina propia en puntos muy señalados. le Luis Morales quien el Sr. sin cuando á propósito de la la prohibición que hizo Trajano de las las emprenden ambos autores i apología de nuestras. lo en Rosellón. Loctrina recicnteel profundidad Sr. de los autos sacramentales que su predecesor las reglas del teatro condenaba (l). Dígannos los extrañ- ar satisfactoriamente. que cuando mero escribió su libro al no conocía. Para no copiar de los dos libros. más atrevido v amplio en lo doctrina. y Epíl ime de los hechos y dichos de aquel -ente. p<ir plagiario del anterior. Menéndez. por ejemplo. Morales toma letra del Discurso de Barreda. Diento. Era Barreda más docto. no sin fundamento. lar en man r 7 nijiíiio. Mcnéndez paña. tomaré solo del ilc Morales. Morales más espiritualista. obra. cóm . entre loa el kan. y el primero de ellos que he tenido ocasión teoría romántica i de recorrer. obra postuma impresa por un . pero latinas Emperador.>. tomó.NTEMP0RÁ1 de lo Francia y >. el hallarle citado en cierro IDO mío del Ateneo. y modiel término del trabajo. Barreda que. en que Morales no imprimió su el ilc bu muerte. Tradujo Barreda Panegírico de Trajano de Plinio. de mayor elocuencia: dando muestras por igual de conocer directamente los poetas antiguos v los clásicos italianos. algunas frases con que patentizar que expuso valiente convicción la con que lo haya hecho nadie todavía (:). I-ejos de eso. aunque sin seguirlo en ciertamente. más entusiasta asimismo y. el manuscrito de Mcmente Morales habría intercalado entj : ira la impresión. M ira- en s<i libro tantos párrafos de ú . bien que menos correcto.

tanto vilipendiaron los antiguos críticos franceses los las evidentes anacronismos y supuestas ignorancias de Calderón. el esplenlo dor y grandeza del Poema Épico. sino que á lo mejor anda lo groal hombre tal como Carlos V. LIX jeros» (exclamaba. en la Estética es dramática que puso Víctor Hugo en moda? ¿No entero en los conceptos que acabo de copiar? verdad que el Hernani cabe todo Versos épicos y líricos hay. es la alternativa de bufonadas sin chiste con tiradas de magníficos versos. añadía esta defini- ción peculiar suya. es la contusión. ¿Y quién ha perfeccionado estos con- vites sino las comedias que gozamos en España? las flores. tienen las fábulas sus episodios la y tal vez su verdad de historia. es y verdad. así ideal de nobleza como lo positiva. ni más ni menos que en nuestras antiguas comedias. comentándola de acuerdo con Barreda: «Es la comedia un convite que el entendimiento hace al oído y á la vista. con efecto. ni la De aquellos evidentes defectos debe de provenir que . no de lo trágico y lo cómico. ¿quién así ha observado 2 Y. las burlas y sainetes de lo cómico. es extrema pobreza y monotonía de compuesta de brutales rencores y abnegaciones inverosímiles. Los graciosos españoles. Verdad es. tamaño número de gicos.l i (LOGO GENERAL. lo picante y libertado anti- de lo satírico. la falta antigua dramática. las Hay en ellas la majestad. dos siglos antes que se escribiese wl-11:) el famoso prólogo de Cromse udígannos qué le arte fijo hallamos en las comedias desde que le fundaron. y sustancia sin aquella libertad y lo deslumbramiento guo. tienen veras. cual puedan ser á veces los de Calderón. y tan hinchados y faltos de proporción ó armonía con los personajes y los asuntos. autor de Hernani ó á sus secuaces de unidades que. carecían de chiste casi jamas. después de destruir por su base el supuesto modelo griego. en este drama. t y dado caso que haya según Aristóteles y Platón. Ni hay que hablar por supuesto aristotélicas. á la pero pluguiera á Dios que ya par que su violación. inclusas los la las del implacable Voltaire.)) ¿Hubo algo más de que que estas líneas encierran. cosa tesco en boca de más perdonable. Lo único que decididamente no cabe en la moldes de nuestra acción de Hernani. históricos y genealó- moderna obra maestra. sino de sublime y lo ridículo. severidad de lo trágico. solo que no se efectúa por medio del gracioso de nuestro teatro. que nuestro severo Huerta señaló con razón iguales despropósitos históen el ricos y genealógicos Cid de Corneille y otras obras francesas. que acaso en tal cantidad no se encuentren juntos en ninguna comedia famosa. y esto con gran rebozo. no en boca de diferentes personajes sino de unos mismos. ni hablaban cual héroes nunca. en los caracteres. no afease aquella errores geográficos. á lo menos. dulzuras sonoras y bien limadas de las lírico. sainetesco y lo trágico La mezcla de lo tampoco se echa allí de menos.

al modo que escena cfcclos en la por en Madrid . despertóse cuando menos l en nuestros jóvenes autores la inspiración romántica. apareciendo así constituido de noche á la mañana nues- tro contemporáneo. y sobre otros que en no figuran porque segu- ramente no podían sus páginas comprenderlos á todos. se ha visto rara el comedias contení prefiriéndose ! número . en fin.NTEMP0RÁ1 que quiere represen tar Htrnani. debo ahora de nuevo de los insistir en que apc aquí comprendidos. conforme con su histórico y no interrumla sentimiento estético. y la brillante sonoridad y sentenciosidad los de los V mayor MoretO. el autor de La ' I . que gracias de una parte á los primeros. de que secundaron su poderoso ejemplo. de que en Pues este si volumen el ran. creaciones de! literatura francesa del presente n por patriarca y ¡efe de si la negar de todas suertes. Kl hecho es. también veremos descollar intérnente el influjo de la escuela española. según demuestran sus obras cómidiálogo de Moratín modelo eterno de pureza.i . concepto bajo i el gratitud. pudiera con j otras semejante". dejando aquellos á un lado. de sobriedad y vez imitado en las naturalidad en el estilo familiar. Tan solo en Rubí. Vega. hijo. se nota afición á Moratín que á estos últimos. aunque formen parte tan esencial de -imática.'. determinación que desde el principio aplaudió el público. del espacio que previamente hallo trazado. que i la rehabilitación teórica se debió a aplicación y generalización práctica del sistema de Lope enconcual merece un incomparable propagador.. One si nuestros autores contemporá- neos se han propuesto dilucidar y resolver prob!' pal de la vida. por mi parte. los divinos secretos de la versificación de Lope y sus No los ignoró tampoco Narciso Serra. observamos • la índole de los asuntos. mérito princi- que h ti se atribuye en branda á Dumas. Sin salirme. Lo quede Hernant. i. seguro los que no ha existido quien conociese más profundamente que Bretón de li Herre- ros ó Ventura de sucesores. y con ella el natural •^uir las lecciones de la dramática genuinamente nacional. no obstante el entusiasmo que D . 1 loria del dicho renacimiento fué luego derramándose sucesivamente sobre él cuantos tienen obras en este libro. que no haya recibido directa y fecunda inspiración de nuestros antiguos dramáticos es Aun dentro de la pura comedia.

de géneros diversos. sin que inspi- caracteriza drama nacional. los y otros modernos ingenios han cultivado. las . de estas tesis Más recientemente que ninguno ha solido plantear Echegaray en las tablas. verdaderamente cómicas. y la vista al tan bien resuelta cuanto en El de las niñas. no solo en general. ligera la última como el Cid y otras son francesas. Tampoco á Serra. Pues bien se mira. como Quien mal anda mal acaba. sobre todas y menos profunda que amena de Bretón de los Herreros. sin mezcla por lo común libres. de la pretensión de rivalizar con majestad de la tragedia. La vida es sueño. El El tejado de vidrio. No hay mal que por bien no venga ó La verdad sospechosa. de la Tamayo. y de Consuelo. sino aun la llamadas por sus carila ideal caturas de figurón ración que han vivido por largo espacio en el escena. piensan. Diego. comedia propia de muchos teatro español desde que lo regeneró Lope. cual algunas grandes éxitos. le faltaron los mode- en nuestra dramática antigua. El vergonzoso en Palacio. El condenado por desconfiado. que propios críticos clásicos. y de Los hombres de bien. parecidas por lo Más á llanas. Aun en el siglo decimoctavo. envuelven temas gravísimos de la vida en sus fábulas. y por manera la que nada tiene que envidiar á ninguno todavía. y otras obras tales. aux Camelies y de D'enise. menos susceptibles de los errores que tanto se afeaba en las piezas serias. y todos nuestros el dramáticos. Más adaptables sus asuntos á cualquier teatro extranjero. solían respetarlos en medio de sus ordinarios como El lindo Don y. LXI no hay duda que hasta en si ese camino han sido precedidos y estimulados por nuestros poetas antiguos. cosa que tan á nial llevaban los preceptistas intolerantes. que era . de tanto por ciento. creada está en tal. sea una verdadera resuelta. como la la de Locura ó santidad. conservó nuestro teatro muy alta esta espe- porque dificilísimo es que una sí tesis social esté tan expresamente planteada. en verdad.PRÓLOGO GENERAL. y tan insignes. obras insignes en que el gran genio dramático de Ayala aparece entero. son que frecuentemente encierran comedias de Alarcón. y en especial Calderón. furores. estorbara sus triunfos peculiares. y más las mismo de moda. y correslas pondientes á las tesis la existencia ordinaria. que Bretón. mereciendo con este siglo. hasta Don Gil de las las calzas verdes. no sean de igual índole que los recientemente planteados y mejor ó peor resueltos por la dramática francesa. Si esa es. desarrollada y de Vega. Otro tanto digo de humana. nadie negará que tesis el asunto de El hombre de mundo. obra tan española fácil. comedia de intriga. Y si de nuevo tornamos teatro español contemporáneo. y Lo positivo. la por último. admirablemente planteada. históricos ó geográficos. el pues. Así es nacionales y extranjeros. rivalizan también en esto con insigne vate de Méjico. Hasta musa. cialidad. Rubí. aunque. acometió no sin éxito en Muérete y verás y alguna que otra comedia igual empresa.

. fuerza habían de correr el j sentimentales hermanas. | Edipo y Virginia son mejores tragedias ni Y . por Vega en su César. citado . sus méritos. calor del rOMOníicismt triunfante. y propio duque de R teatro con mucho á privar de su fisonomía vistas.: manera romántica francesa.\. ni a la . ni drama los tre- que entre nosotros es principal dechado El drama nuevo. ni el las el altas obm de entonación épica. Gutiérrez y Gil de Zarate. que todos los géneros cultivados en nuestro antiguo teatro revi ni . ora en contemporáneo. de que da todavía Kehcgaray aparición la frecuente de este l propio elemento exótico que el i gran parte .^•gos. el como no la entiendo quitárselos á las las de contemporáneos que omito. por estilo de El haz de leña.i opinión en mi concepto unánime.'. He decía- no juzgar en este libro lo ya juzgado. la ... y aquellas al . .^.:. I . para terminar esta parte diré únicamente ya: que una de las cuales señala una excepción. a menudo de los perso- el ínterin. siquiera enmudeció en España la la [avía cultivada entre otros por Martínez de Rosa.it i espontaneidad de sus escenas Narciso cual ninguno Rubí por cierto tiempo. y en su Virginia por le Tamayo. del de Lope . cómica en sus pie/as dram. las obra .. que solo quiero . merced al hábil artificio de feliz.tentó.PORÁNEOS. al dibujo. á saber: que sin .)!. descendiente á ojos y Calderón. un otro. derramó I inagOtabk . prohibidas al fin y al cabo por el Gobierna ntar I ! I vivo las costumbres ordinarias.. las ingeniosas comedias de AJarcón.

y otros la gocen con las imitaciones. las que en especial engendre sí el placer escénico (i). más antipáticas. Pero me he sea extendido demasiado para que me sea lícito escribir mucho más. bástales la muchas que todas tienen duda por primitivo origen: cité. se imitación. . tal como Luís Morales de Polo ó sublime. A las veces llega á ser bello en sí eterno. intelectual. Algo. La causa de que unos se inclinen á imitar. la afición los hombres: de aquí.PRÓLOGO GENERAL. LXI1I VII. es más general y desinte- resada en especie humana que aquel ilustre crítico pensaba. no es otro Schlegel. el Sábese ya que para mí. la China y el antiguo Méjico. Erauso. aquel gran adversario de Nasarre. pero sin renunciar á la más elevado de su naturaleza. y. la No participo yo. Tomo i. con valor propio y lo ó quiso decir. en manos de los grandes el artistas este juego. placer en al lo mismo que en Grecia. que antes burló sangrientamente de este último á causa de haberle dado á al teatro por origen la nativa inclinación del el hombre remedar ó fingir las tal acciones que ve. acaso debiera tratar con mayor detención del presente estado de la dramática dentro y fuera de España. y sobre todo arte dramático. un convite del entendimiento los ojos entendimiento para un tiempo á gozar por y los oídos. Lo que hay de verdad ( i) Cours de Littíraturc Dramatiqut. de la opinión de Saint-Marc-Girardin. en veces á las artes lo divino proceso de sin idea estética. no es teatro sino lo que son en común al las artes. el también es ocasión para los hombres en todas y en teatro singularmente. á saber: un juego ó recreo darle á dijo. en á las artes en general. Ya que tan ligeramente he pasado por ef contemporáneo. que remedo ó de deleite imitación de cosas que les son en las artes. de que sea lo simpatía del el hombre por el hombre. que le encuentra un pensador cabría explicar tes regiones el como Augusto Guillermo Ni de distinta suerte que haya aquel nacido espontáneamente en tan apartadas y diferenla como India. pues. Llegué por teatro fin al termino de mi tarea. quiero no obstante decir. y de su probable porvenir. sin embargo. aunque muy breve. Los remedos ó imitaciones producen natural suma.

mundo aquello y no más que ellos directa- Con mas frecuencia pintan así obras tales al obser- que lo observado. en conclusión. Conviene á todo esto decir ya que. hasta los más grandes de cran . le tribuna á la l las utopias sociales y á ilítica. 1 1 • idas suertes. tura. con la mera repetición en las tablas real que suelen estar hartos de vivir. según tengo «pe- hombre.DRAMÁT! I que lo humano se hace do lo inte. donde hombre no se le imita y presenta solo con lineas ó colores. Mucho más preocupados y aun que los dichos teólogos parécenme los naturalistas franceses de esta época que :.istumbres. sino. por lo mismo. la propaganda revolucionaria y ora á constituyendo. y y la de aquí que excite más que nada pintura. los espectadores. no ya con la los primitivos. capaz de contribuir á objetos distintos y hasta contraserias está ahí puede lograr. quiera ó no. con el dolor.os remedos de naturaleza y vida. morales. tomando. más profundo. ya h. sintiendo. sobre todo. jugando. y de conferencias psiquico-físicas ó fisiológicas. la confesaban en ultimo extremo que solo >• ndolas á . porque para cosas la vida real que nada deja que pedir en peripecias y catástrofes. un instru- menl iltiples. I tico hay en la edad adulta. . ora . sino con . y realidad toda. y. con el placer. prepondera en renda se supremas escuelas al da. en tal concepto. de la y. cumpliendo su esencial ley rtiendo al público. en cambio. según pretendieron honradamente los clásicos. por supuesto. sino hablando. las comedias entre los teólogos. i Mera verdad de lo sentido común resulta. y ver vivir. Justamente por eso el las minamente humano. ni aquello ni esto se hace la por un fin indispensable a ceña el vida. frecuentemente penosa y sombría. en la dramática. descansa de lo propia naturaleza triste. la sos grosensin. y en especial están negocios que inmediatamente atañen á la los subsistencia del individuo. ya nos sea demás. puede también realizar otros fines muy diterentes. roenl r como realidad exacta del rcibir. que para que se va al teatro. de la familia y las comedia .dcn que se divierta el público. con los contrastes de todo aquello que mas así noble.os diversión ( i).

de te poesía. y todo su misión esencial de hacer sensible al que con lo bello sensible divierta hombre. el ellas y de legítimas obras teatrales. ó por lo noble se levante. demostrando que si es preciso ante ser calificado todo divertir público que paga ó concurre. Y en uno y otro caso de todos modos la nota dominante es jugar á la vida. lo No las hay que espantarse. pues. Pero.PRÓLOGO GENERAL. Ni lo inverosímil de la música de estas óperas. más puro y noble que produce la mente humana. de que llegue por humilde las el teatro hasta Revistas de Navidad. lo cual no es mucho que ni divirtieran á los griegos las terribles tragedias de Sófo- cles y Eurípides. á modo de dístico. ó penetrar en el fondo de las pasiones subjetivamente. para poesía? Nadie ha ganado á realista. al el honor y amor. chistosas y satíricas. apellidada . cual en todas las artes. magní- paño de tisú que puede encubrir un esqueleto. ni lo trivial ni de imitación ó representación en aquellas piezas vulgarísimas les quitan á unas otras su carácter de obras teatrales. cuando se complace en público. los torneos á punta de lanza y corridas de toros. no tal es sino cuando presentan en espectáculo y por vía de juego. no obstante. ¿será mucho los al pedir que en la el teatro. fué quien inventó así el más poético de al los sistemas dramáticos. en su concepto del teatro. del Estado. deleitan hombre. modo que aquella intuición inmensa de Shakespeare. No he de excluir yo. con lo siones. y se le LXV al aun trágicos. ceremonia. que hayan gozado con La Torre de Nesle y Ricardo Darlingthon si nuestros contemporáneos. Es indispensable que cumpla ante lo bello. claro está. todavía más generalmente en sí le recree el espectáculo de cosas fingidas cuando son hermosas. consideradas como dramas. género alguno de las tablas. puede de vulgo. hasta óperas serias que se la intitulan Los Hugonotes ó Roberto el diablo. en particular. tiernas. sublimes. que se ha hecho célebre: «Porque como las paga el vulgo. por tanto. Si los asuntos serios. es justo hablarle en necio para darle gusto. los versos fáciles y sonoros. ó alegres. que en los caso llega á gozar hasta las con por combates de gladiadores. que escribió éste. se guarde algún lugar. ó con la vida. puede buscar objetivamente tan intere- santes cuadros de vida como ofrecieran el á la ardiente fantasía española por largo tiempo la caballería. y no de menores. salvo el que de todas partes excluyó Boileau en un verso famoso. eso no empece para divertirlo en ocabajas. Pero es bien natural que en ocasiones divierte esto las al hombre.» Y y sin él. después de esta liberalísima declaración. El poeta dramático. con la condensación de vida en los armónicos con- trastes fico No bastan á esta. la muchísimo mejor que con cosas es á saber.

si tasu propio autor? Y.NTEMPORÁ1 trar. sino de que en la practica juzgo imposible al novedades . casi nunca dramatur ¿c \ iy. ó naciones más degradadas. el continúa aplaudiendo. Además que i. yn el imagina en ni . fuente de nuestra draá hallar en comienzos del isas siglo decimoctavo. que contendrá el el mal y lo ensará en •ic mucha parte. mas está ¿por qué no decirlo francamente?: á mí me tiene antoja que nuevo manantial tardo el hoy también ya exhausto. é inesperadamente vuelta vanas.'vidar te las que la se le piden en cientos de escenarios á al la ve/. tan fecundos. de Y esta divergencia nace. que someramente he procurado esclarecer. tan duraderos. y para todos tiene que I ser. no de que deje asimismo de preterir la predomine el arte en escena. sin esperar a que el siglo actual r onizara en leí las demás esferas. que no comparto la opinión del conde de Schack. ic obras eternamente bellas de los maestros. f en sus «ce tente en las tablas una de que mas calor de imaginación. y aplaudirá aún largo plazo. que mnlírica |a obra es antes épica y de Víctor que ¡muestran los grand'n ' Hugo. ella Bastante haremos con que no teatro. mucho más paso que los las señas. ¿lo cumpliría? alguien se resolviera á parecido Resolta de lo dicho. llegando las al extremo de preferir que desaparezlas can todas á que alternen con vulgar ó baja ralea. no era posible que ésta alcanzase en su segunda época se la larga vida que en el la primera. en el que democracia ha triunfado siempre cabo y al fin es por su índole de todos. El público que . que pensar en excluir al N i. que hiera excluir lo mejor. opuesto de todo >.pie se realice eso jamás. que hayan sido duraderos la decir que sean eterno. Ni cabe. tan docto y benemérito en nuestras letras. Los buenos dramas no bastan á surtir de tea- ka son . según todas ¡emplo. intento. Pero hay que contar propio tiempo. con que . pero ¿quien intentaría hoy escribirlo de nuevo. . s por ejemplo. pues. W no produzca cu ¡ el público mayor efecto.. manteniendo de todis suertes vivo las fuego aún entre cenizas suelen guardar épocas. .!>las punto á que reciban otras obras que las poéticas y de arte. como los que han hecho el la fortuna de la no se topan a cada paso. tan íntima- mente una individualidad nacional.

al Drama nuevo. más en boga. y de otro á apoyar el drama poético. Nada de esto. á propósito del fVenceslas la de Rotrou. Preciso es resignarse de un lado á decía Schlegel. por de contado. de acuerdo con entrambos. críticos franceses No há muchos días escribió uno de . para ofrecerlo por recreación á demás. es. ¿cómo he de pensar que los del todo perezca nuestro sistema dra- mático nacional. y no falta quien reconozca aun en España. á pesar de todos los signos contrarios de la época. Tamayo. probablemente habrá de someterse de aquí adelante á buscar en esos bien sabe estar ella en todas partes. en cambio. . Lo que más atrae ahora la atención de la sociedad culta. que ticos. echando mano linaje. que así como la así. Quien quiera continuar siendo. nada tiene de extraño. en utiliza la superio- drama popular ique todos los elemensacrosantos. sino poeta dramático. en esa superior esfera. con aquel ridad absoluta sobre cualquiera otro del ilustre LXVII poeta y crítico alemán. una vez creado por dicha. y en cualquier tiempo. que tragedia clásica reviviría. riencia y la observación tales asuntos poesía. los modelos en España misma están cerca: no hay más que tomar por tales al Hombre de mundo y Consuelo en verso. pero. ya sociales. Bueno será en tal caso coordinar siempre al expe- con el sentimiento interior que impulsa los artista á amar y buscar lo bello en sí. y en á esto fondo y la forma una razón especial de sera (i). fruto. que ni se crea un se teatro tal á medida del deseo. y el estudio psicológico de pasiones humanas en la escena. ya individuales. Pero tocante mismo he observado ni las ya. la según va he dicho. Que cueste trabajo. en prosa. quiere decir que el libertad absoluta de que en todo tiempo ha gozado de cualquier pecto á los clase teatro para alternar las emociones del público. de varios que la la obras prosaicas. ida. condensando en su seno los intereses más elevados y el adquiriendo por tal manera una existencia propia. y tos nacionales. no sólo dramaturgo. y que ó cual orden los de inspiración quede por completo abandonado. para que no perezca. tomado por cierto de nuestro repertorio.» aquel sea «el más noble linaje de poemas drama- Pues si. al fin. acabándose para siempre autores de buenos dramas caballerescos? (i) Obra cu. exposición y resolución de problemas de las la vida. como en el prólogo de Virginia. este doble empeño á algunos de nuestros poetas modernos. hace eterno después. dentro y fuera de España. en distintas bases que otras veces. y pena tal vez. la y. y reducidas á combinar racionalmente los resultados la observación de vida ofrece.PRÓLOGO GENERAL. Firmemente creo. pienso yo también que no ha de morir del todo la tragedia. según experiencia. la tal de asuntos y de formas dramáticas de todo la abdique res- géneros desfavorecidos un día ú otro por moda.

sobra siempre pira comprar un centenares de individuos de tomo que. va en paisaje. moderno. por insuficiente . al análisis la v mucho más profundamente r. de política vez. pues con lo que cuesta á una familia. mente ] ira la novela.s más y agradable la ccr ui te. no es ella incompatible con el teatro. donde aparecen personas lo de cualquier edad ciales 1 y sexo con el único objeto de exponer por tal largo sistemas espe- de moral. ya en lo interior de las viviendas.iy al por regla general . culto pi: de que el genio de verdad nunca apostata.itura/istas ¡uivalen á las decoraciones. que la intriga. B liles <.so naturalmente lo bello. menos que p >r excelencia. Los ivillosos toques con que pr< un carácter en p is. Piensan. i una fuerza el de concentración que domina los espectadores. que es una sucesión de cuadros pintados por medio de palabras. aquellas admi- . ¿no son mucho mis otra parte. inalterable. el teatro precisamente optasen entre éste y las novelas. . en cambio. Míen que preste la escena menos campo desarrollo de los caracteres y de los sucesos. :. por otra parte. desde descubrih. corriendo de mano en mano. pudiéndose ambas -^ozar igualmente á sus horas. ¿cuántas • las al que se decidieran por ellas? Poquísimas. y que para hacerse fácil cargo | mpo en que pasa cualquier aventura. mas ¿por qué la literatura. segundo lógica? y primera no han de conservarse a cierto es. Inclinase el el a la síntesis por natural» novela. mpo en como en la Lo que aunque sea siempre síntesis iona la sus resultados. inútil. aunque sea humilde. que contemplar aquello mismo á la simple la realizado en escena. y sobre todo de vida práctica. de jurisprudencia. puerta del templo donde se rinde culto á todo lo eterno. posee.uro la ánimo de que ningún libro. tampoco que tra- ñero caballeresco ahora. y no se diga :i que esa la des- por recurso vulgar. divic amb Que si fuese dado mandar que las personas que pueden costear . nunca el límente del mu' .i propia. londe quiera. Xo tiene poca fortuna también en ser más barata el mercancía. entendiendo que no necesita el público sino lo que ellos en sus volúmenes ofrecen. teatro. poco . los novelistas I tes que la de que p rma literaria.

el más completa que pueden causar la las artes. como tampoco faltara ya periódico de entre gentes. A. porque tienen aquella y el éste la curiosidad. aunque en manos de los naturalistas tienda el verdadera literatura. Diciembre de 1885. hombres por más tiempo. vivirá tanto. que el que ahora producen a la lectura.iGO GENERAL. que su rival la novela. ginamos tica es. sino en cierto el espíritu y los sentidos. ya que han pasado los no viva más. y en más épocas y naciones que Madrid. Que al fin y al cabo sin ella se sin teatro. sólo en espíritu como novela. Cánovas del Castillo. Pero drama. de su lado. todo á un las tiempo. Y para concluir: no creo yo que novela desaparezca ya de á desertar de las la costumbres. el LXIX declaman rabies frases sintéticas nunca producirán leídas efecto que oídas. en mi concepto. nace en mucho grado de que nos imaescritas. á lo cual se junta la que en estos puede alcanzar hasta la punto primera los peculiares efectos de la escultura y la pintura. en sus distintas formas. que es gran fuerza humana. si se bien. sabiendo que están para eso la La emoción dramádándose no tan en resumen. oirías declamadas. .

.

AUTORES DRAMÁTICOS CONTEMPORÁNEOS SUS OBRAS MAESTRAS .

.

.TEATRO MODERNO ESPAÑOL.

f .

Y LA OBRA MÁS SKLECTA DE CADA RETRATO. EL D. CONTIENE EL. ETC. TOMO I. MAROUÉS DE VALMAR. CAYETANO ROSELL. D. SEÑOR DON ANTONIO CÁNOVAS DEL CASTILLO. TEATRO MODERNO. FERNÁXDEZ BREMÓX. AURELIANO FER N ÁX DEZ-CUERR A. ISIDORO FERNÁNDEZ FLOREZ. CALLE DE LA LIBERTAD. LA BIOGRAFÍA Y JUICIO CRÍTICO UNO DE I. MARCELIXO MENÉXDEZ PELAYO. M M 29. D. ETC. FEDERICO BALART. ETC. LOS ESTUDIOS CRÍTICOS SON DE LOS SEÑORES D. JOSÉ MANUEL CAÑETE. D.AUTORES DRAMÁTICOS CONTEMPORÁNEOS V JOYAS DEL TEATRO ESPAÑOL DEL SIGLO XIX.. MADRID: IMPRENTA DE FORTANET. JUAN VALERA.. . D. ÚNICA EDICIÓN. D. CON UN PRÓLOGO GENERAL DEL EXCMO. D.OS MEJORES AUTORES DEI.

El propino de e. Se prohibe U reproducción de lo« retrato». lo. derecho. . que concede U ley de propiedad intelectual.ta obra H RK m todo.

¡ :: de Jumo de [865 . nacido en Córdoba el [O de Marzo de los 1 -91 . muerto en M. Cuando sito alia por los años de 1 853 el insigne autor de Don Alvaro salir y de El moro expó- coleccionaba sus obras. ingenuamente que hoy habré de Para no hacerlo sería utilizar y repetir algo el que menester que transcurso del tiempo hubiese alterado ó camla biado mi dictamen. gloria de los inlos genios que han florecido en nuestra patria durante algunos de cuales . es tal vez el ultimo de lo el grandes poetas genuinamente la españoles. el En él expuse mi parecer sobre carácter que las distingue y sobre el Sr. a Invitado ahora por mi querido amigo D. Ochoa. que meses después comenzaron a la de nuevo á luz reu- nidas en cinco volúmenes. los Sres. debí a bir el Prólogo la cariñosa amistad de aquel esclarecido ingenio al honor de el que va frente de todas ellas. Pedro de el Novo y Colson dar aquí noticias biográficas del Duque de Rivas y á quilatar valor de sus producciones. las convicciones sinceras. Pacheco y el [artescri- zenbusch. Al decir esto no trato de amenguar en mas mínimo siglo actual. lejos de debilitarse con los años. se acrisolan y perpetúan. mérito que las realza. cúmpleme de lo principiar manifestando dije en aquella época.EL DUQUE DE RIVAS. I y con discretas observaciones de Alcalá-Galiano. El drid Duque de el Rivas. con biografía del poeta. por D. va que no es posible cambio ni alteración en materia juzgada. Afortunadamente no sucede asi. Nicomedes Pastor Díaz.

M las btuvo en Madrid V en . a separarlo del carril de pudieron torcer avasallar la genial inspiración de su fantasía pañola. y aun á aquellos mismos que en otras dicho esta que el igualan ole sobrepujan. en el cual. en i el urden cronológico no curación de es el Duque de Rivas el al el primero de los nn . teatro antes de que del Principe.mas del poeta granadino. y podra numilia inmortal de i enir en que el autor de El desengaño en un sueño pertenece á Tirso. no en á el anima. descubrir que el nadie puede disputar . mismo que en de romper i las ligaduras del clasicismo 1 con la dinastía de el Borbon y predominó aquí desde entonse estrenase en el hizo aplaudir en . Duque de Rivs B |x>r | | u l. y aunque no rayó el tan alto lo como C cll< . / i Ángel de Saavedra. que cual- no quiera medianamente versado en nuestra literatura lo reconocerá a primera vista. llegaremos . precedieron Don Jívaro. i iD. de la fa- Lope de Vega y de Rui/ de Alarcón y de Moreto.. de n V >n y de K las m tal índole v tales prendas. ni el de las novedades poéticas de otr poderosamente contribuyo ni influjo román: [Ue tan . Mac'tas de Larra . .i atención. y no obstante lo la boga que por algún tiempo logr de l representaba Valero (á quien ningún otro actor de dramática ni en varia y fogosa ins- . de Abén-Humeya ó la rebelión de los Martínez de la Rosa. moriscos. la peregrina creación de D. En su (hay un sello tal de españolismo. al Duque de Rivas tímbre de literario. Juan Martín de Saavedra. p \ que haber muerto sin hijos su i.. en que el Duque de Rivas le aventaja a todos sus contemporáneos. II .dramAth stemporAn moa l. ere -'tro ó la fuerza del sino debía ^er el primero que • na. hermano mayor heredó es al par como heredero directo de y cer en nuestros mejores ! líricos dramáticos de los lelosexceleí mpendian y resumen las má \ atractivo del 1 haber permanecido largo tiempo en pueblo. Mai [ue3a de Aiidía y de Villasinda. embargo.

Novo. aparición del Don Alvaro no eficaz. á pesar de la falta de miramientos y de escrúpulos que en principal distintivo de su carácter. con arte digno la de un maestro.EL DUQUE DE piración). al como trasladarlo castellano y trazar y desarrollar en su propio idioma la La Conjuración de fenecía. es indudable que hasta otros el el la RIVAS. que por largos años había prevalecido y dominado en escena española sin conseguir nunca echar en ella hondas raíces. publicación de esta galería de retratos y de producciones notadias. ni porque su de arrebael comedido no consentía la de atrevimientos en el sendero de innovación más de lo que iba Larra con el Macías. pues. justifica Novo lo la haya preferido á presente colección demás obras escénicas del Duque de Rivas para incluirlo en de joyas del teatro español contemporáneo. satírico famoso era como Don Alvaro. Martinez de arrojó á Rosa. las Antes de discurrir con algún detenimiento sobre singular peculiares condiciones de tan especie de ser poema. emigrado á sazón en Francia. fué y por completo con los dogmas de cierta clase allá escuela clásica. tiempo ha conseguido envidiable triunfo en escena del primer teatro de . ni la apuntar algo acerca de sus obras anteriores. El hombre que en su juventud a figura entre los mas distinguidos lo están dial de nuestra Marina Real. histórica el valor Don Jívaro. Esta circunstancia especial literario del las . es. triunfó entre nosescribir en francés al romanticismo de un modo verdaderamente Tanto al al Abén-Humeya. aventajando a su profesión muchos en a saber (como ciendo los libros relativos que ha dado ya la luz ). que acrecienta con gran importancia plenamente que el Sr. el verdadero golpe de gracia con que el espíritu innovador romántico puso fin al la imperio del agostado y mori- bundo la clasicismo á francesa. con cuyos dramas históricos tienen cierta analogía en ínel dole y genio los del vate andaluz. no se más que á lo que entonces se arrojaban en aquel foco de cultura hombres como Casimiro Delavigne. Al emprender bles de los más egregios dramáticos españoles de nuestros á cada cual de ellas debe ha creido el señor Novo que donde se acompañar un sumario estudio las critico-biografico \ aquilaten imparcialmente las dotes y prendas de los diversos ingenio- se de razón de propia del oficiales calidades y el mérito de sus obras. Para adelantarse en camino que á los autores orillas del Sena empezaban á recorrer sin trabas con el mayor desenfado la de Enrique 111 y de Hernani. cuadro lleno de verdad y de poesía. Pero aunque no se atrevió á la romper de una vez natural templado y tos. no estará demás hacer aquí como una resumen de aqueeficaces para llas noticias concernientes á la vida del autor que puedan más dár- nosle á conocer. y que mismo España. Tan discreta determinación era Sr. faltábale audacia á Martinez de Rosa.

la de i pontáneo. las llamas. fruto de viva creencia o de sentimientos arraigados en corazón. no de lo que hay en encias. la inspiración verdaderamente hija del el alma. se efectúa en extremo curiosa y ofrece ancho campo de meditación cuando por ¡ble la Providencia a dejar en la el mundo rastro luminoso. a las ideas v ondiciones de éxito con arreglo mudan/as que experimentan los caprichos de la multitud. prevalece por su propia virtud sobre toda mutación del gusto. c Merced > de loa frutos de su inspiración él inteligencia. encantaran siempre a las per la moda. Pasaron aquellos fervorosos que en religión tiempos en que política. v como ritu acaba por subyugarlos la imperio de su fuerza creadora. condenándolos ¿purgar el crimen de hab . lis J de moda influya en los cánticos del poeta. » disculpable en S_H > I1() lo scn:l «-'" ' ' '"> e' lS P lrltu Mtrañar genuino sentido neración de las de las creador " descubrir in la n las circunstancias que contri .PRAMÁTK ter • de un poeta v di tud d valor de bus creaciones. engendradas en un alma de laderos. por que otras veces al menosprecia urla de ellos. Ni hay las pre- que de examinar los fal 13 c mo I el ingenio superior lucha con u tiempo y con is consagrados por la generalidad. h el espíritu no menos fanático en literatura WTO expósito que los el autor de tan interesante ma . stumbres dominan ¡dad en que haya vivido. habría queridí \i la i le dos tomos de poesías que mp r .. I n intelectual que hace brotar de una misma fuente raudales de |Ue Sin ni - darse cuenta de ello descubre los misteriosos eslabones que en el espíritu de un solo hombre opuestas ideas y principios contradictorios. tiránica influencia del gusto I llamado 8S| el - clásico. de los antojos. modil us tendencias. Bino se verá palpablemente el como intimo desairólo de bus facultades mental* el de la fortuna y torbellino de los suceso. I ras del Duque de R as en inspiración.

capitán de caballería los por gracia especial desde 1798. Salas. dejo el regimiento á que pertenecía. la afición de su padre componer versos á el de el los de Gerardo Lobo (que gozó de al cierta popularidad durante los siglo pasado á y primer tercio del presente) excito los hijo a componer- también. y vengamos á los la vida del poeta. D. á Terminada su primera educación. lanzado de Francia como otros muchos sacerdotes por la revolución de 1789 (cuya estudió primeras desastrosa influencia está produciendo todavía frutos mortales). la fiebre sus padres huyendo de amarilla que causaba grandes estragos en los puele blos andaluces. y prosiguió sus estudios con Mr. estilo Además. sino aquello que razolas nablemente se les puede reclamar. contribu\ mente á sublimar la belleza artística. xible al que se atenían á sí. buyeron á darles vida. y en cual recibían los alum- nos educación muy esmerada. Cuando nidad. Y como parque rudimentos de las las letras nuestro insigne cordobés las bellas aprendía se los del dibujo. honrado á la sazón con profesores tan el distinguidos como Valbuena. la Caballero de justicia de Orden de Malta á los seis meses de edad. la Duquesa viuda. próximo Seminario para incorporarse muestras de su vocación al cumplir diez y seis años. tutora y curadora jos. ni: rivas. Aquí le dieron por ayo otro ilustrado sacerdote que enseñó lati- francés. comprende con cuanta exactitud asegura mas puntual de sus biógrafos que D. Antillón y Ortiz. i i. la Y cuando na desconfía de sí mismo. Bajo la ilustrada dirección del virtuoso canónigo Mr. Ángel Saavedra fué pintor y poeta desde la cuna. Niño aún. Tero dejemos esto. Ángel á condiscípulos suyos era su a más aplicados y estudiosos tan tehz memoria y tanta su facilidad de comprensión. la crítica una pauta infle- graduar obras de géneros muy opuestos entre los no pide ahora a los frutos del arte. Bordes. mostrando mejores disposiciones para el artes. no sin haber dado allí literaria en traducciones poéticas de los clasicos latinos v .ii. letras. cuando no convierte en incredulidad la duda ni se arroja en brazos del fanatismo o del cálculo que sacrifica verdad en aras del interés. Borradas las sistemáticas preocupaciones de escuela. le hizo entrar en el Seminario de Nobles. francés trajéronle á Madrid y elementos de historia y de geografía. teniendo en consideración privativas condicio- nes del pueblo que los produce. Ángel Saavedra pasó rodean a años de su infancia en los encantados vergeles que Córdoba. agraciado poco después con la bandolera de guardia de Corps supernumerario. Tostin. en cu mto á la forma que determina. también emigrado de sus hien 1802 quedo huérfano de padre. en exámenes y actos públicos del Seminario siem: pre dejo atrás D.

Ángel pial las primeras escenas del drama revolucionario que comen/o COO • del Principe de Asturias. Con once heridas mortales mo el mismo dice en un | romance bellísimo) cay. Convalecido un tanto de su hermano u tierna el madre.n las Ñdarae del aprendizaje militar.mo. í poco de colegio. . Indignado ver la per tal fidu con que el ejercito francés se iba apoderando de España vendiéndonos los invasores y a muy recursos estuvieron en su la decidido contra apelo a cuantos la mano para combatir! a uiólo a poco de la gloriosa de Bailen.vn. Á. favorecían bu salir del amor |i suerte. y que no se hallo al en la catástrofe de! I I Jido para Guadalajara con un escuadrón que amanecer de tan memorable al mandó allí la Junta de Gobierno. llamado aquella . Mariano Car ntibió con ición que contribuyó á ser mantener vivo j el en el que estaba llamado un día glqria güilo de I la rmenorea rd • 1 primeros pasos de nuestro héroe en la vida militar mo no me es dado referirlos. . la ni perdonó la libertad e independencia de nación.ts ni ni eran aquellos tiempos loi circunstancias de D. ! me concretare a decir que D. por el limitado espacio á que han de reducirse estas indicaciones biográficas. que en 1811 I lo encontran. Cristóbal Beña.. en el la desastrosa batalla de . saliendo en guerrilla 1 picar Be retaguardia de un destacamento ni I entonces no . y D Jo a D. ^óde fkaz interve: | la muerte.'.dramAtk iur.r muerto en campo entre multitud de cadáveres. .r dio tregua descanso. I'cro en Infante. mi '1 "x M. los años. militar que allí se publicaba semanalmente.ulo del regimiento del i con el. mejores lí moles del D.- .d. de ( k de Haro (que mas los adelante unió á sua uno de . y hallándolo aun vivo.

El erudito Vargas Ponce. poeta D. los cuales le estimularon mas cada vez en su afición á ella.EL DUQUE DE RIVAS. en la que había tenido por maestro el pintor de cámara D. y escribió poco después otra nominada /Matar. fina amistad con D. éste se los servicios de D. A estas obras la Doña Blanca. Consignados están episodios tan novelescos en escrita la extensa biografía 15 I por D. les imaginación de un joven tan vehemente y patriota la como Saavelos De aquí su entusiasmo por Constitución del año i 2. el Terminada guerra de la Independencia. En todas se muestra Don es to- V gel imitador de dramaturgia especial de Alheri. aplaudidísima en siguieron teatro sevillano. Resultado de los ocios del gran ingenio en aquellos años de paz. Arriaza. Ángel con empleo de Coronel efectivo de caliterarias consagró de nuevo en Sevilla á sus tareas al y á cultivar la pin- tura. fué la segunda edición de sus Poesías corregida y el aumentada. Natural era que el el espectáculo de los diputados reunidos en Cortes para organizar la país y atender á su defensa durante la ausencia de Fernando VII. con Martínez de le Rosa. parecería prolijo. Quintana y otros la insignes literatos. prisionero en Francia. . vuelto á su trono el Rey Fernando y recompensados ballería. que otros llaman lisonjeramente austeridad. José López Eny el guídanos. tragedia prohibida por el censura. Con tales ideas publicó en 18 13 un la tomo de Poesías. en cambio contribuían poderosamente á la varle por rutinario carril de imitación y cortaban en cierto modo los vuelos á su nativa originalidad. Nicomedes Pastor Díaz: en ella los encontrará el lector curioso. poesía y ayudaron á perfeccionarse en Por aquel tiempo escribió el poema en octava rima titulado El paso honroso. enamorados de teorías al inaplicables buen regimiento de la los pueblos. el En este hay algo por donde los principios influjo que habían ejercido en alma de nuestro poeta po- . prueba funesta de ma- que ocasionan legisladores más ideólogos que prácticos. El Duque de Jquitania y Malek-Adhel representada pri- mera con buen éxito. cuyo rigorismo clasico el davía más recoleto que de la escuela francesa. Juan Nicasio Gala con el Conde de Noroña. no representadas las la dos ultimas. acalorase dra. Los dos tomos se imprimieron en se Madrid: conoce el el primero en 1820. ahora decir que en Cádiz contrajo Saavedra llego. Mas si por una parte procuraban ( bien en sus estudios y refrenar y mo- derar los ímpetus de su fantasía llegando Vargas Ponce á tildarle en un romance lle- muy chistoso por su afición el al toreo). y en quien la sequedad de inspira- ción. discreto helenista allí Ranz Romanillos Manuel María de Arjona fueron dirigirle sus principales amigos y consejeros. nada tiene de atractiva. segundo en 1821. com- puso á fines de 18 14 el Ataúlfo.

no situaciones no mal impide que haya en tan declamatorio poema escénico algunas • i. N • II. desahogo de su afligido espíritu y sosiego. Al hacerlo nificar en mengua de la verdad histórica.. Ángel v confiscados vo Junio. sus bienes á consecuencia de la la I a muerte D. tanto con ma. Madrid v en los el En esta obra se desata D. se concibe que los enemigos del Rey aprovechasen Lo cual a IK trepitosamente á quien halagaba sus pasiones. emigración espa- I del paquete 1- ranas Maj al desterrado. Beta nacional de Córdoba: . I más tranquilidad n tan encendido por <"'»° hond lUmiso que anterior por K. original). consecuencia roto. hubo de dirigirse á Inglaterra. !: N .MPOR \M \ M que al oírle exclamar cn c| . centro de . luego que 1 Fernando Vil recobro paña. cn Lanuza el liberalismo antimonárquico. • y i ni comprender que quien tal pensaba y decía estuviese pronto a secundar |). por su debilidad y torpeza. icionesde SUS íntimos amigos i Antonio Alcalá Galiano que en la sesión tempestuosísima del a M de Junio de iS:¡ \ IT de ellos la suspensión del Rey y su traslación Cádiz. y a como abundaban que aplicaban traFelip l Fernando Vil los denuestos fulmina- [I. tal -c un año antes de verse en apuro compuso en muy breves dias la trage- que inmediatamente después se represento en principales teatro. de las provincias. IDOS. y cierto rasgo de calorosa poesía. consiguiendo litar la plenitud de su poder tuvo Don a duras penas salvarse en una barca que lo t r i en compañía de Galiano. Ángel contra des Uldo a las nubes la figura del Justicia de Aragón que murió en un ca as.

á pesar de el provisto de un resguardo expedido por Nuncio de S. logró al fin bajo el amparo del cónsul él inglés en Liorna embarcarse en un bergantín que regresaba si á Malta. Del trato frecuente con obras de estos inmortales maestros y con nuestros dra- máticos y romanceros antiguos. Decidido á no permanecer en Malta sino tiempo necesario para proporcionarse tal ocasión de volver á Londres. el vigorosas concepciones que nacen de la mar tempestuoso de sociedad ó sujetos a diversas A el fines de Diciembre del mismo año 24 el se volvió 1). seis viejos su presencia de ánimo no hubiese la infundido aliento á los malteses de que constaba el tripulación. (que conocía bien nuestra lengua y nuestra literatura v poseía riquísima colección de libros españoles raros y escogidos). agradecido al á la franca hospitalidad que gobernador Marqués de Hastings. no ni exigirle que saque de sí propia todos los recursos que haya de poner en acción. por ser nocivo á su salud clima de Inglaterra. La permanencia de Saavedra en Malta fue importantísima para su ingenio. provienen poesías como /. cuanto porque llamaron al centro de actividad l-'rcre principalmente su gloria. denominado por algunos fior del mondo. ya los ilustrados consejos de Mr. tardó poco en abandonar idea. Byron y Walter Scott. Pocos meses después realizó en aquella plaza la matrimonio que tenía concertado de antemano con señora Doña María de la Encarnación de Cueto y Ortega.EL DUQUE DE RIVAS. pagado de su baratura. herirla y exaltarla en del espectáculo mundo. cuya ingénita bondad y nativa gracia andaluza realzan todavía dichosamente las prendas de su feliz imaginación y bien cultivado entendimiento. ya el estudio de modelos las como Shakespeare. que pinte afectos que no comprenda ó no haya experimentado. Enamorado del be- nigno clima de mereció al la isla. pero la calidad de emigrado español hizo que le recibiese mal la policía y ir que no le permitieran permanecer en los Estados Pontificios.. Contrariado por suceso. Ángel á Gibraltar. S. no sin experimentar ambos esposos grandes vejaciones y molestias. en Madrid con todas tal las seguridades apetecibles acerca de su persona. En habría zozobrado á impulsos de crudísimo temporal. la general fin Woodford y á las personas más granadas de sociedad maltesa. Saavedra marchó con su esposa á Italia./ maledicencia y El/a . las Una vida tranquila v uniforme rara vez produce sentimientos combatidos en aventuras. Efectuado este enlace en 1825. decidió al sentar sus reales en aquel peñón del Mediterráneo. Para que la imaginación no se malogre en esfuerzos impotentes el es necesario alimentarla de impresiones variadas. tanto por lo mucho que contribuyo a le despertar en el gérmenes hasta entonces sofocados o en que se cifraba adormecidos. día ser otra cosa.

x lurasdel clasicismo á que había estado sujeto. der hombrearse con verdaderos ! creaciones del romanticismo inglés. desarrollo poético de ver- de herir vivamente el la imaginación de un hombre las tan bien tem- p| | mprender y seguir ra impulso de corrientes regenerador lita. en diversidad menosdel rígido espíritu moratiniano que de índole propia de v lyidó Saavedra de 1 la pintura durante una época tan de eso. llevada «izada y reducida á fórmula precep• I ¡uiUermo Schelegel. no ni al de las de Cienfuegos. consiguiendo adelantar hasta punto de pintores. ansioso de acerla lo más posible. en una bus bellos cribir compuso algunos de Rmsacti . la Peiayo de Quintana. . M art durante los cuales él experimento «nciaa v ron para la como un amarguras de emigración. puso á te puraque los transp I I rancia. teniente gobernador. en los dramas de Dumas. Wieland v Lessing. La comedia. r» D v Malta » primitivos amores literarios con una tragedia tienes. madama literario. D. la estudió y practicó ahincadamente el Ivrler. Allí nació ionarleun ndecible mereciendo y ocu . que le enseña mente a nuestros admirables dramáticos de los siglos xvi y xvii. . la que proclamaba amplia libertad en materias de gusto el el principio de imitación v favoreciendo . estimable pero desigual. Constant y •lución . ni escrita la M participa I tínez de Rosa. Ángel abandono con su mujer e hijos M v tica general Ponsonby. donde la iniciada en Alemania por Klopstock. acababa de f estallar con inaudito Lamartine y. merced •portunamente derramadas por Chateaubriand. trnecidos por aristarcos de la I manera imitatoria. pcrmaiK . media del mismo género.M R VMATICOS CONT1 WPOl también El mero txpisUo. Tanto vales cuanto • l dia.

Esta maestra de le vida. « De luchar fatigado rugientes on las del Tirreno on \ las con los huracanes bramadores. y a penetrar con noble arrojo en sendero donde estaban reservados laureles inmarcesibles. extravagante. utilizó sus conocimientos para ayudarse a las vivir. tan afortunada entre los críticos. caida del ministerio Martignac y política intolerante del que le sucedió en el poder le forzaron á detenerse en Marsella. difiere la mucho del mismo D. clásico. cuya enseñanza suele ser ni amarga como costosa.1 terminar El moro expósito \ a escribir el . 1 . si aparto de los emigrados que las en el destierro dejaban de luchar entre con sañudo encono. en pureza de doctrina. abriendo escuela de pintura y vendiendo acaeció Istúriz.EX DI QUE DE RIVAS.a frase. fácil. ya consagrándose en Tours. llegó á las verdes olas « que reciben del Ródano tributo. Ángel emigrado. Allí tuvo ademas otros hijos. a París. sin que los hayan de achacársele defectos como paisano el que afean algunas obras de su celebérrimo autor de las tenebrosas Soledades. de que en Góngora hay dos hombres. la Pero no cansada la la suerte de serle madrastra. sencillo. . Extraño a el descabelladas conspiraciones que dieron por fruto fusilamiento de Torrijos. donde a poco recibió terminante orden de establecerse con su familia en Orleáns.• Frías.! é como la él dice en La sombra del trovador. natural. imitador de los latinos. Allí la A los cuatro á meses revolución de Julio y pudo marcharse el encontró Galiano y a no menos persuadidos que va a lo estaba de engañosa vanidad del prinal cipio revolucionario que habian rendido tributo del año 20 la 23. composición llena de fuego la inspirada por dolorosa pérdida de Duquesa de . D. de lo generoso. de grande. e igualmente aleccionados por tan la experiencia. pedantesco. en culto de lo bello. soldado. donde busco refugio contra los estragos del colera. bien que por distintas razones. puede aplicarse al Duque de Rivas. uno siempre en elevados lo sentimientos. despierto a luz de nuevas teorías y de nuevos gérmenes. Falto allí de recursos. va pintando retratos. en una palabra. Ángel Saavedra joven. pando dos I su lado un sillón en recibió también la Real Academia Española. incomprensible. la que recibe del amor patrio la originalidad y el fuerza. oscurecido. uno claro. Allí el impulso que le llevo á considerar el el arte le desde nuevos puntos de vista. y otro oscuro. la obras de su pincel. Ángel en pro de su tama. solo conspiro entonces D.

primero que abrió campo á la regeneración de \ nuevo a plaza es la debatida cuestión de clásicos y románticos. porque hechos lejanos adquieren con irni/ que los hace parecer semi fabulosos. 1. pero no va tampoco Goethe. necesario verterla por l6 las libertada públicas. Este poema.i de la adversidad. El moro expósito tiene poca semejanza con núes poemas en busca de la clasicos » la la manera de el Krcilla o de Lope de Vega. sin duda. nacional. engrandecido su espíritu en los azares el m. de concentración de fundamentos poema.le las pormenores y circunstancias. creo que es realizar belleza. precedentes en nuestra literatura. tal vez po- numero de la que hoy nombran las epopeyas nacionales. Acepto la denominaciones. elementos épicos. desvirtúan su I grande> epopeyas de Oriente con las que no tiene . y que se mi el héroe de la comedia famosa de Mir. porque ha su ! ' imposible revocar existencia de lo que realmente -o como no ignoro cuan perjudicial ú ocasionada á graves yerros es ion de principios artísticos o literarios que presumen de absolutos. [Ue resulta enge - distintas religiones y que se desarrollan los simultáneamente en un suelo el >n. y a los la poética por se riqueza descriptiva. Cualidad que tanto caracteriza resalta | nuKq publicada a impresa en París por principios de 1 I el editor Salva en 183 j tutor sin la rotulo lEí moro expósito. excesiva independencia de ca- algi. ó Córdoba y ' décimo*. la hasta hoy día en vlc el parnaso castellano. I que por muy varios caminos se puede las las llegar al fin del arte. el fiel retrato de vida intima y de el costumbres publicas de dos razas de dos civilizaciones contrarias y pueblos de diverso origen.a unidad del plan. a la humana por sello de realidad impreso en el pintura de caracteres y pasiones. fue. Pero la . por decirlo el bandera la nu 1 lución literaria. y los I hombres vistos a dlS fantasía los toman proporciones del casi la sobrenatural^.dramAtk i mporAn urarle renombre imperecedero. ermino medio entre la epopeya v novela. verdad la originalidad por camino del Fausto ni de los imitadores de verdad divina por el el espíritu providencial la que lo corona. si formas son buenas la expresan bien el pensamiento. hallo el secreto de su propia fuerza en libre le desahogo de la adrado españolismo. único así. a la verdad histórica por íncluirsc en el colorido.

Este simbolismo se pone á cada paso de manifiesto siempre del en el discurso de la obra por medios sencillos y naturales. La rapidísima catástrofe con que concluye El racional de su idea generadora. ne voit-on pas fai úiü s'y montrer avec un ca- Mazad] : Le Dtu de Rivas. fin El trágico de los siete Infantes la de l. — Don Nicomedes Pastor Díaz había dicho cuatro años antes algo parecido á esto mismo. ó vivir en aquellos aridez y pobreza de Castilla bajo techo inhóspite de hombres de hierro. cuel yos efectos son ineludibles sacrificio independientes de voluntad del hombre.1. la cual se desarrolla naturalmente y despierta sumo interés. digan lo que quieran ciertos críticos. 13 conexión ninguna. el Leyéndolas se nos figura haber nacido con Mudarraen opulentos alcázares. voluntario de Kerima en el momento de arrodillarse ante el altar para desposarse con Mudarra? ¿Hay cosa más propia de un corazón tierno y delicado que el remordi- ( 1 1 iCe dénouement imprévu est trop le prompt. reducida á patentizar los excesos moro expósito es el complemento la simbólicamente que maldad y de la pasión nunca se libran del justi- ciero castigo de la Providencia. tan duros é implacables en sus venganzas. con variedad y esplendor inimitables. mal amtni. que roban serenidad y esfuerzo la Señor de Barbadila y sobre todo en la peripecia final.1. Las escenas que tan al el poeta describe. sino también de homérica ó virgiliana en su genuina pureza. las imprecaciones de Elvida. al en 11o. entre la fausto y magnificencia oriental de los califas el de Córdoba. parándose a veces o distrayéndose en episodios á cual más galano y atractivo. il est peu motivé. en infelicidad doméstica de Ruy Velázquez. Pienso que se la mano de engañan. Si la l'on s'yarréte un peu cependant. en su excelente biografía de nuestro insigne p . ó en pérdida de su hijo abrasado en cualquiera descubrirlo en el incendio de su palacio? Sin ser muy lince puede frustrado envenenamiento de Mudarra. que arrebata al hijo de Gonzalo Gustios la dicha de enlazarse con mujer á quien adora. DUQUE DE la RIVAS. sacados pasiones humanas. la el casi libre ejercicio de las ¿Cómo no percibirlo en el errado flechazo la del diestro esclavo de Giafar. calificarlo vez no sea impropio de leyenda épica. héroe del poema.ara y el castigo providencial de Ruy-Yeláz- quez es el tema de acción. del lago de Y como no es tampoco una mera novela en verso como La dama tal Walter Scott ú otras semejantes. nos transpor- remoto siglo que trata de resucitar. que deja ver en sus efectos lidad (1). el Al analizar este poema han dicho algunos en son de censura que desenlace está ciega fata- poco meditado y mal traído. é ¿Y qué la tiene que ver con fatalidad. pour en chercher ractére particulierPj Ch. di sens.

1 ha dado muerte? Alucinación tan y la coi ciencia. más fundamental y sustancioso de teorías regenerai Ultado en traerlas a España (cuando hablar de ellas era para CS no hablar en turco) - el sabio alemán D. procuraba en Madrid deslindar ambas i I «rudas. aunque sea justa. análogas a • D¿ luz en i N > hi |ue tilla debía i tamj pril que arrojaron germinó y irecer en el . en tanto la BÚrgOS.ientemente . con toda a los Jo mas eficaz para despertar de su letargo a habían dormido el que por sueño de la imitación exótica 2 me Alcalá-Galiano escribiese en I'ansel sesudo proemio que va iraeX] oner la al trente de nueva poética Italia y del autor y mostrar los frutos que el IDO iba I produciendo en Francia. las difeel renovamientO político y •no por el literario arte. retrata fielmente con sus vicios y n su heroísmo y su barbarie. no puede icir para el que :. en Alemania e Inglaterra. Al dar muerte y vivirán la padre de Kerima el dejo Mu que han vivido siempre en corazón. le lo que fue la Edad M lo lia < ipafiola en uno de sus mas turbul de lucha y de reconquista. armo su Familia. es un documento preciosísimo. Semejante me parece que no tiene nada de mal traído. re el influjo que ha tenido la critica moderna en la deca. porque con las . Trueba y COSSÍO. un escritor sabio. f utos amargos y dolorosos. por la cual resuelve le Kerima ir v perder la felicidad que al gran belleza moral se el ánimo. 61 le . Martínez de lulzaban los sinsabores de el Rosa.i .il tender mano de en que presenta m a nchada .i on que debe ser considerado para jn i Mro . Canga Arguelles v otros la emigración preparando con esru de España. Juan Nicolás Bohl lite en nuestra lengua y profundo conocedor de nuestra a las del exponer doctrina. pero venganza.UPORÁNEO a la cuando. esforzandose por infundir en nuestro teatro originalidad.

h. tan cariñoso. y tuvo i. por haber sido de el los que la la suspensión del Rey. El fallecimiento de su hermano mayor. ni ninguno de la los que al triunfar entre nosotros revolución poética se encargaron de dirigir la opinión ó de heroicos es- aleccionar á los fervorosos 6 inexpertos sectarios de nueva ley.l Diario Mercantil de C<uii: correspondiente irreí ta al domingo 30 <le Noviembre di publii 6 y esmeradamente :. durante su al residencia en Tours. en la cual se hace jus- tísimo encomio del l'. quizás. escandalizó menos de lo que habría parecido lógico entonces aparición de un drama con Don Aharo. . Duran (i)... escribiéndolo todo en prosa. aquel mismo año. después de diez años y tres meses de suspirar por ella. autor de 1" poesía. en posesión de los títulos de su El proscripto necesitado de apelar en país extranjero a los recursos la de su inteligencia para ganarse vida. Sin los fuerzos de tan decidido libérrimo que lo campeón de nuestro antiguo difícil a la teatro y del espíritu nacional y produjo. Desde entonces cambia completamente de faz en 1 la vida de nuestro héroe. ni Larra. . Alberto Lista. Por la ello. se muestra en ella partidarii Así prueba cuando dice hablar de Shakespeare: Y ¡i pesar de Boileau h ta. I versificada. acaecido le 5 de Mayo de casa. como antes he dicho.° dicha de pisar tierra española el día de Enero de 1834. que envió inmediatamente su familia á España. Pero al la amnistía que decretó Fernando VII en 1833. Ángel esperanza de volver a pisar pronto cosa ni vivió para otra idea. al <'. encomiado bajo la seudónimo de Fígaro. ilustre No le engañó la el corazón. su sin viuda augusta Reina Gobernadora decretó nueva amnistía Saavedra la excepción de ninguna especie. aunque exceptuaba votaron en Sevilla autor y al traductor del drama. puso. Discurso de Con él se elevó éste como crítico á una altura en que no lograron rayar posteriormente tan aplaudido y ni el el inolvidable maestro D.l escritor la germano-andalú in inti ligente apreciadorde la antigua comedia trinas española. se vio elevado por su calidad de Grande de 111 l'. tan apegado siempre al amor de el los suyos y á las delicias del propio hogar.EL DUQUE DE RIVAS. Desde entonces no soñó en así otra tan La convicción de que había de suceder él fué íntima. firmada L. despertó en el corazón de D. No bien Saavedra lo compuso. Galiano se apresuró á traducirlo tase francés con intento de que se represen- en algún teatro de París. habría sido mas dramática de la regeneración ahogar la rutina y establecerse sobre los escombros del degenerado clasicismo. Muerto Rey Fernando a fines de Setiembre. suelo patrio.

Pacheco fin la Don Alvaro repro- duce el fatalismo de los griegos. Deslumhrados por el idea que envuelve el segundo título la de la obra.l/vuro encuentro np'ar v cristiana. literarias la nacido poeta ni los y Lis la aficiones ejercían en su le alma influjo halagos de ambición y de gloria política apartaron del cifrados por aquel tiempo en corregir y hacer repre Al poner nuevamente i mano en su obra predilecta. sino hizo n el en ella muchas variaciones y versifico mayor el parte breve plazo de quince días. sin rme a dar idea del argumento que todo mundo rrerdel Rio.\i >N i l MPOR \M ll. y muy señaladaal J proyecto de ley que excluía para siempre . tiene por la mostrar hombre en lucha impo el tente con predestinación. Ángel se propusiese únicamente la Imirable las tiranía ineludible del livale la hado sofocando la la libertad de sino. y : tomar • de P \ ido de lo l> Duque de Rivas en las el terreno p<>l ¡i nes liberales que tan costosas le impide el reducu que ha de limitarse este bosquejo. Digan lo que quie conocerlo ran aquellos que por sus íntimas conexiones con ncia . no se conla corregirla. de justicia providencial visible en . de los costumbres nacionales? diré en las el menos palabras conoce. al posibles. pues. ¡Qué es. opinión vulgar sobre ' fuerza del la de la de la iones y resabios paganos de Edad en el fondo y en la conclusión del la Den . infante . esta peregrina creación dramática. pienso autor ha querido manifestar invencible poder de fuerza del que no han penetrado bien en su el espíritu. El efecto que causo en Iajs publico francesa rdaderamente extraordinario. i secuaces de la escuela del teatro.im. mas importante del moderno teatro español como símbolo I^j del espíritu y creencias. acciones humanas: que influencia arábiga o irio. donde parece que sino.il trono. y otros.uii> á i nación. Mazade. Duque de Rivas debían al que le suponen respecto objeto y alcance de sus crea no me puedo poema persuadir de que D. recibiéronla con verdadero estupor. altas Estamento de c ¡ P dio como orador pruebas jc ( de nitores público. seducida por la La inmensa y variedad la iría de los e ¡pectadores se sintió arrastrada y grande/a de tan imponente cuadro.

escoge la mal ¿cómo ha de lograr el bien? Si en los trances de vida deja sobreponerse á llegar al voz de la razón el arrebato de las pasiones ¿cómo no ha de término más desdichado? Claro está que para vencer en semejante lucha teniendo un carácter vehemente y estando subyugados por una pasión violenta cas. digámoslo así. Alvaro enseñan D. pronto sino. ¿Cómo. Alvaro no intentara. para conocer que fatal malandanzas de las los personajes se deben. fantasma de la fuerza del al Cuando D. fugitivo de por haber dado muerte en desafío el el primogénito del Marqués de Calatrava. pasando en aquel trance por a ver) amargura de que Leonor (á quien no había vuelto su moribundo hermano. El RI\ AS. precipitarse en la sucumba él allí también asesinada por le desesperación que de se apodera hace correr a un abismo. fin . Entre sentimiento del deber y el desvarío de Si la pa- sión hay gran diferencia. placable fatalidad. todos debemos tener en el alma fuerza suficiente para desoir las sujestiones de mal regidos afectos. y D. no á predestinación. ¿tendría al ocasión de hacer uso de Si pistola que hiere mortalmente Marqués de Calatrava? Leonor abrigase la fortaleza que pudo tener para filial llegar al término de su disculpaal ble amor sin atrepellar la la obediencia ni la los respetos debidos propio decoro. fatalidad. infalible que por una sucesión al nos precipita de abismo en abismo cuando ellos. Alvaro pone voluntario 3 fin a SUS . Lo mismo que D. Alvaro. Alvaro por un sendero ineludible á ser el azote de familia de Vargas.EL DUQUE DE El moro expósito. Este cúmulo de desgracias podría creerse fruto de imsi. Alfonso y le atraviesa corazón. y pronto quedaría rota caería deshecho Italia el cadena de esa aparente fatalidad. al mismo tiempo que D. Desde que reciben noticias del trágico de su padre sólo viven para encontrar la la venganza. Alfonso. la razón no nos detiene borde de ninguno de Si D. no es la quien impulsa á D. pero en tales casos todos se necesitan fuerzas heroi- estamos obligados á ser héroes. Reguláranlas con arreglo la á principios sanos. Alvaro es dueño de escoger la el mejor camino. hijos del Marqués de fin Calatrava y hermanos de Leonor. fijarse persiguiéndola sin cesar. pues. Carlos y D. sino le condena á experimentar las consecuencias del fatalismo del error voluntario. las entregado á vida penitente en convento de Hornachuelos cede á provocaciones la de D. sino al mal uso que hacen de pasiones en el libre ejercicio de sus facultades morales. 17 Duque de Rivas no abandona su héroe á los horrores de una pre destinación criminal inevitable como la de Edipo. no habían de los muerte? Basta en el móvil de acontecimientos que á primera las vista parecen fruto del mal sino del protagonista. con buen ó mal la robar una hija á su padre. ¿habría causado la muerte de su padre y el sino pérdida de todos los suyos? No es.

de lo trivial con lo sublime. de que para s. de lastimoso y de no ofrece poeta el el singular carácter de D. j dando 6 entender que antes pued la aprovechar para arrepentirse. desde Canónigo que . que estriba anima como causa o como efecto hasta las mas nimios pormenores^ una de mayores bellezas del drama.» Lejos de aparecer - el fatalismo gri i como V1V 1 demoatración del que de la humanidad. las profundamente español: el pensamiento.K\M\i: Ü1EOS demandando de llegar ú ocio de la por boca de los religiosos gracia. res el vida de los campamentos las hasta interior de las •imientos de America hasta • conquistas de Europa.irnos K. de Rivasen las di •"> colocaba Duque cumbres de .|.uadros de costumbres llenos de animación y de verdad es donde mas patentiza el autor su conocimiento del arte y del corazón humano. curioso. informa del éxito de las corridas de toros o el el (mar encarnación del espíritu evangélico. ¡Qué mezcla terri- Un ble el admirable de bueno y malo. no ya de perversidad ingénita. frase que ha gustado mucho es biógrafos y que repiten todos haciéndola suya. qué al variedad de tintas la poner en relieve lo el naturalisimo contraste que estamos viendo lo paso en el mundo de grande con pequeño. I-Jipo cristiano. sino de accidental acalas lastima loramiento v extravio de pasiones' Fuera de que en esa diversidad de caracteres . de I la risa con el el llar/ Ksdc Marques de el Calatrav. una cosa contradictoria y vacia de \ la monstruo por hay menos error en suponer que creación tan admirable es un extremada de los variedad elementos que el la constituyen. Decir que a héroe criti tma es un . Divinidad gran poder de misericordia.. de arrebato y de juicio..lv. es hijo de nuestra patria. Precisamente en la diversidad de medios que usa . el arriero y se la gitana. Por eso excita hov en mavor mérito enl I lavía que en al la época de su estreno. desde la fraile lego. eternidad de como dice Zamora en infbr fin un ^ instante. de alta gcrarquia social. ¡Y que riqueza de color. autor para desarrollar su idea personificada en Don los la/o apretado de unidad.un. perdición a que nos arrastran la propias culpas el -ued . de de el la las angustias a que nuestras faltas nos conde las .i. pasiones. hasta ido. Alvaro' ¡Cómo lo ha hecho interesante para que despierte sentimientos compasivos disponiéndonos a mirar con error que nace. los caracteres. hasta el majo.

Allí el permaneció hasta mediado año 43 que se trasladó á Madrid por asuntos particulares. El crisol de la lealtad. y el Duque se vio precisado á refugiarse en casa del hacerlo. el La morisca de Alajuar y El crisol de la lealtad son do. convirtió de nuevo cultivo de las letras. DUQUE DE los Ul\ A-. pronunciamiento de Setiembre de 1840. sus dotes oratorias acrisoladas en Estamento de Proceres. que él llamaba de desgracia y que fué uno de los más su actividad al felices de su vida. sueño y La morisca de Alajuar. á la prila Ministro de Inglaterra y á emigrar á Portugal tan pronto como pudo Esta nueva emigración. con escándalo de atropellada por los más interesados en sostenerla y arraigarla. la poesía. y que tros espíritu retrógrado de nues- llamados progresistas condenó inmediatamente al olvido. mostró en vivísimo anhelo de guerra civil y de enfrenar arrojo amenazador de el los revolucionarios. amado. que arrojó de España la disciplina militar augusta Reina gobernadora. su y sus moderación (tachada de apostasía por das y calidades lo elevaron á la la demagogia incorregible) los demás pren- suprema dirección de la negocios públicos. volvió el nuevamente á tomar parte en las luchas y agitaciones a la políticas. El plan general de estudios que formuló entonces. convertida su casa en una especie de templo de la poesía v de las artes. comedias un prisionero. y cierta lozanía de expresión que olvidar la hace taha de interés dramático v la excesiva languidez de ciertas escenas. nobles pasiones. El desengaño en un del El parador de Bailen. por causas tan distintas de las que dieron margen el mera. será siempre blasón el honroso de su administración. Duque del cónsul de España en Gibraltar. duró poco más de un año. Elegido Senador por la provincia de Córdoba y por otras vanas aquel mismo pero año. sabor á los grandes modelos del siglo xvn. En un prisionero no hay la exuberancia vital ni el que rebosan en Don Alvaro. prueba evidente Solaces de esplendor v abundancia de su vigor y energía numen. á las la grata sombra Solaces de de los limoneros y naranjos de sus embalsamados jardines.1. pero se hallan bien trazados caracteres. festejado constantemente por las personas más ilustradas é importantes de aquella culta población. de donde salió para Cádiz á prin- cipios de Agosto.1. En ese período. le apartó de la arena candente de los par- tidos y le indujo á retirarse con su familia á Sevilla. poniéndolo al nivel de mayores dramáticos de el la antigüedad y de los tiempos modernos. comedias antiguas por corte y . Sorprenel dido con el nombramiento de Ministro de Isturiz por Gobernación del Reino en el Gabinete que tormo y presidió acabar la Mayo el de 1836. respetado. Promulgada juró en manos la Constitución de 1837. Pero aquel Ministerio cayó en breve empujado por asqueroso motin de la Granja. compuso allí entre flores. Respirando las auras del Guadalquivir que arru- llaron su cuna.

camino trámente concebida y con singular belleza realizada. aspiraciones que empiezan por lie/ .. tan la llena de interés dramático esta tabula 1 primera escena hasta ultima. menos á la felicidad.isardo. es la La historia de I. y el le quiere impedirk Sta lanzarse en al torbellino social.i:i. l. en comercio con espíritus sobrenaturales. su padre. ros.i mas interesante. la hace pasar mientras sueña por todos los le amarguras de realidad. el En este rápido viaje ardiente imaginación de I. apenas logrado. tanta ni tan superior elocuencia. y los despierta cuando.l. la de pluma de tan ^rati poeta.l desengaño en un sueño el OKtamente lo que su titulo indica.• sin iluda mayor v \ que I no el público y los ínticos de esta corte. grandezas ó le joven. pero merece .is bella del Duque de Rivaa. rVcaSO en ninver de las mu as atesora tan gran numero de pensamientos sublimes.-rializado. peá netrado de vanidad de humanas grandezas. para quien es la v l 4 . Lisardo vive en al un pequeño islote la con sabio M venil el . y codiciar enseguida cosa mayor. caído en una un trono. la preparado desenlace». se encuentra dispuesto el comprender por la que la serena paz del alma es mayor gozo de derramado la vida. conoce alma de I. para verlo rodar. m.i cerla mas visible ' aún encerrando en 1 muy de 11 breve espacio el cuadro completo de autor en I la conciencia y personifica los móviles de las del mundo interior mat. horrorizado de I.isardo.UJTOR1 *> DR VMA MI MPORAN1 i supone Pastor Díaz. ría de la humanidad: siempre codiciando. al abismo y del hasl gradación de estas el amor por el que á impulsos de ambición indomable del crimen. . b.i crímenes a que le arrastra su ambición. Para lograrlo forma un conjuro que postra v adormece placeres. para menospreciar lo codiciado. no a levan- bien lo consigue. I'ara hal. sabe ímpetu de sus pasiones puede hacerlo desgraciado. tar Nuevo Sísifo condenado incesantemente I el peñasco del deseo. principal . personificación varonil del pensamiento del drama. bien Despu J v tun encumbrada expósito estimo El desengaño en un sueño ol>ra poética de nuestro autor. suspirando por volar 1 mundo y dar empleo a actividad ju- de SU I' Mal que el olán.isardo ha fanta autor los la más ricos tesoros de su ino que este la drama ha surgido de fácil se mente el del poeta como Mila la nerva de cabeza de Júpiter: tan lógico y hasta el precipita asunto desde poética imponente desenlace.

Blanch y Carlos Troya. sociedad napolitana. los pintores Marani y Smargiazzi. siendo de los que estrecharon con él lazos de mutua consideración y escultor Angelini. pero se la había hecho servir á tan altos fines ni sistematizado con tanta eleva- ción y grandeza. Antes de en 1 partir á desempeñar esta misión diplomática había publicado en Madrid.'i l. su preciosa colección de Romances históricos. demento de jamás la acción en El desengaño en un sueño. Como el Duque de Rivas no se propuso hacer en ninguno de al lo ellos lo el que se llama una verdadera epopeya. presumir que hacía poesía épica sin sospecharlo ni para echar de menos en tal poesía . busca y halla recursos para realizar por camino de El Anticristo filosó- condenado por desconfiado. y aunque no sigue servilmente da el la forma de Fausto y de Man/redo. los tenebrosos pensamientos de Macbeth con los impensados arrebatos de Segismundo. á sazón Vicepresidente del Senado. reconocida por el Monarca de la dos Sicilias la augusta heredera de Fernando VII. aunque en muchos enlace dose elemento épico vigor y colorido dramático. y los ilustres poetas el Campaña y Duque de Ventiñano. á que Jorge Sand el nombre de metafísica. Poco la favo- rable impresión causó en tasía el alma le del Duque antigua Parténope. la Duque de Rivas. DE RIVAS. los eruditos Volpicella. brillante y lozano en su aspecto como el sol ardiente que nos ilumina. El ermitaño galán ó El el (dentro siempre de fico del las condiciones propias del tiempo en que vive) el drama Mediodía. de la cual su fan- y la lectura de los clásicos habian hecho concebir idea más halagüeña. la solicitud Pero trato ameno y cariñoso de la alta con que de se apre- suraron á distinguirle las principales academias y sociedades literarias Italia. La gran reputación traer allí de que iba precedido hizo con- desde luego fina amistad con los sabios y artistas más notables de aquel afecto el país. no es nueva en nuestro teatro. no hay razón para . recibió investidura de literaria Ministro plenipotenciario de le España en Ñapóles. y los naturales atractivos de aquel encantado vergel en los meses primaverales desarru- garon pronto su ceño y le hicieron encontrarse allí como el pez en el agua. profundo en su esencia como del Norte. mostrán- muy conocedor de que debía ser la poética de su siglo. El Duque de Rivas procura hermanar el discretamente en tan bello poema el sombrío individualismo de Shakespeare con lujo poético de Calderón. y tan castizo y genuinamente español. II Declarada mayor de edad Isabel á poco de haber caido Espartero por los mismos deplorables medios que toridad las sirvieron para encumbrarlo a Regente contra el la au- y el derecho de la Reina gobernadora.EL I 'i '. atinadas 841. precedida de muy observaciones acerca de un género poético tan á propósito para escribir y narrar sucesos memorables. El mágico prodigioso .

.1 veces antepone la creencias populai ladera que la radas por la tradición. dirigiéndose Roma al nuevo Pontífice PÍO IX. y aconsejo que se enviase a que tanto contribuyo restablecer en el trono pontificio al jd 1 de la cristiandad refugiado en los : mUTOS de Gaeta. cuando en pro .. 1 luego jr como arr I 1 presidencia del Consejo de Minis- la cartera 1. pero él rehusó amb I regresó inmediatamente á I londe a princip» Desat . I).1 b •„ ene d Duque exactitud de los hechos. creyóse el -Vauado á el reina Isabel en Octubre de la Duque obligado venir á felicitarla. no ya sobrepujar. y a la no retrata a los héroes de nuestra nación las el nación misma. V ir Lomba) en San al !• rancisco de Boija ora al portentoso descu la de un nuevo mundo. el caudillo gloriosísimo y sin rival que planto al cruz derruido imperio de Mote/urna. Duque influyo en pro de la monarquía la que al fin humilló entonces '. que -ecieronle la distinguió sobremanera. historias dulcemente llenas amor profundo matrimonio de mal logrado de interés y de ternura? 1*4'*. Cierto v que . de hombre y de demonio! N Cuál de nuestros al modernos romanceros ha conseguido. inmortal Pió IX el O mo en pago su generoso ritu de benevolencia y de concordia.. y para ello idar en tomo suelta de le Madrid. desgracias del favorito de Juan II. que el vu propia historia. la revolución por aquel tiempo en casi todas proscripto el naciones euro a sublevada Sicilia. coaao en ladea trivialidades. l-. mas no |*>r -. \ poco de triunfo la ir que el rey de Ñapóles y duquesa de la unión del conde de Montemolin con princesa . sino emular siquiera melancólicas de 1 autor de El sombrero y y la La vuelta deseada.es históricos joyas preciadas í la de nuestra literatura. de ci lo 3 tiej ra un incomprensible aborto. que . R vlel IV P dro. o enérgico pueblo español que humillo trbia de aquel inmensurable coloso que fue a principios del siglo presente • I >e infiel no. el Conde de Vtllamcdiana.> DR \M\ I l< OS I ON II MPORÁN1 dd •ndental que lonaücuyc la ultima perfección arte. a los rebeldes. Pero ¡con cuánta exactitud..l estilo del triedad en maa. fué elevado a de embajador extra las . o profundo dolor y triunfo del alma que . un ile pi ángel .

por lo cual disparata cosas. de libro." A este equivo- cado juicio de quien ha vivido entre nosotros bastantes años. y tan fanático y descreído como [ubbard. Varias y 10 de Julio de 1850. Juan Eugenio Hartzenbusch. Thiers. dice el Sr. El Estudio histórico de que se ha hecho mérito avaloró y realzó mucho más sus dotes de buen prosista. Según su inapelable dictamen. aunque de mayor originalidad Pesto y del mas elevado y estilo. pero á veces elevado. Duque de Rivas «ha escrito una historia como pocas hay en castellano con tino en la ni en ningún otro idioma. muy bellas composiciones líricas. familiar. leyenda y al modo de tes la las de Zorrilla. autor de una se distingue Histoire de la littérature contemporaine en Es- pa^ne 1876). cuadros de costumbres animados por la soplo de verdad é insertos en Los espacióles pintados por ellos mismos. á tal Mendoza el ni a ningún otro autor español extranjero". abandonó aquella corte donde era tan el um- versalmente querido. 23 Carolina. y que en concepto el Duque nos ha legado «un libro de los mejores que en su linea tenemos en riana y Solís. ni á sin empeño en remedar ni Tácito ni a Salustio. «que no por ninguna cualidad superior. . ( Hubbard. fueron sazonados frutos del claro ingenio del autor durante su estancia en Ñapóles. el insigne D. La azucena milagrosa. Refiriéndose á esta notable producción del Duque. la apreciación de hombres y opondré aquí lo que decía sobre el el mismo con su natural ingenuidad. vasto saber y criterio atinadísimo. medida en escrito. investigación de sus causas. De que manejaba la prosa con igual soltura y gallardía que el verso teníamos ya muestra palmaria el en El hospedador de provincia y El ventero. pero á quien parcialidad de historiador y sobra sin la falta la im- saña implacable de sectario.«— Entre el idioma Je Matan juicio de un español tan sabio.EL DI "i i DE RIVAS. » Esto en cuanto la fondo del Respecto á forma. con verdad en juicio los acontecimientos. querido y res petado de cuantos tuvimos dicha de frecuentar su trato agradable y ameno a mas . tan imparcial y de el buen misto literario como Hartzenbusch. halagado por tama.1 Desde que mente de la el egregio poeta volvió de Ñapóles el España vivió rodeado constantela consideración de todo la mundo. interesan- descripciones en prosa de Vesubio un Estudio histórico sobre Sublevación de Ñapóles capitaneada por Masaniello. no hay vacilación posible. las cir- cunstancias de estas y su resultado. de los impulsos y al fin de aquellos. y de un francés poco apto para apreciar bien 1 estas cosas. y protestando contra un casamiento nada en armonía con los intereses políticos de España v de su reina legitima. enérgico y pintoresco á según conviene. con recto de los hombres y de sus acciones. claro. sostiene con su habitual maestría que la historia de que se trata está es- crita «en estilo fácil. obra publicada ha- cia 1839.

aquel insigne caballero del Toisón y de la órdenes mas \ de otras naciom muerte inexcusable tributo delirio. la gal!. todo coadyuvó a librarlo de comunes Beba Este darle hasta en sus últimos años cierto aire de juventud. aquel glorioso director de las la k i la.tMÁTtCOS CONT1 MPORÁN1 ible. Manuei C a Rete. aquel ( 1 el tiempo údentc del hombre ceñido de tan honi tado. juvenil aspecto del anciano. le amaba con cuatro de su ingenio. . persona. de 1881. reflejo que le hacia tan atractivo. los el fuego de su tu. riqueza de su imaginación. \i \ rodeado de su familia que . . era sin iluda como anticipado de la perpetua juventud de sus admirables creaciones. en quién se hermanaba la lo jovial con la afabilidad de su carácter.

DON ALVARO

LA FUERZA DEL SINO.
DRAMA ORIGINAL, EN CINCO JORNADAS EN PROSA Y VERSO,

DON ÁNGEL DE SAAVEDRA. DUQUE

DE RIVAS.

REPART

>

EN EL ESTRENO DE LA OBRA.
IORES.

•I

(

LA M

5ra. Li

DEL

Mi

9

>N

D. Josa

DE VARGAS NSO VRGAS

l

'.

i

D.

WARDIÁN
EL HERMANO MELITÓN

D.
I

i

i

>.

'

han.
!

-

.

VENTERO,
Sr. Bri

;os.

D.

J

DE CALATRAVA STUDIANTE

Sr. Mbnendbz.
I

>.

Josi

Guzman.

EL

:

PEDRAZA
I

)

HAN v
I'N S

D
E

-

JwanLoiibía.

¡

MI.

HABITAN!
rfO
"II' LAL

TRABUCO
j

Sr. Fabiani.

UN MAJo
NTJ

Sr. FernAi
Sr. N.

Sr. Ramírez.

Sr. ("ampos.

D. S

UN CAPELLÁN DE REGIMIENTO
I

«ova.

i

Sr. Fabiani.

1

IRUJANO
•DI

S
I>.

.

i

M.

l'i

RNANI

UN
OFICIAL OFK I\l.
c

Sr. PiAtoli.

Sr. N.
Sr. N.

Sb

.

\.

D. M. Fi

;

pueblo, pobres

«K-

todas

da

.

hablan.

que se
I .

us.il

en

el

7

<

la

noche del día :j de

M

JORNADA PRIMERA
LA ESCENA ES EN SEVILLA Y SUS ALREDEDORES.
El teatro representa
la

entrada del puente de Triana,

el

que estará practicable

a la derecha.

En primer término,

al

mismo

lado,

un aguaducho 6 barraca de tablas y lonas, con un

letrero que diga

Agua

di Timares: dentro

habrá un mostrador rústico con
,

hoja de lata cuatro grandes cántaros, macetas de flores, vasos, un anafe con una cafetera de

y una bandeja con azucarillo».
la

Delante del

aguaducho habrá bancos de pino. Al fondo
el rio,

se descubrirá de lejos parte del arrabal

de Triana,

huerta de los

Remela ala-

dios con sus altos cipreses,

y varios barcos en

él

con flámulas y gallardetes.
la

Á

la

izquierda se verá en lontananza

meda. Varios habitantes de Sevilla cruzarán en todas direcciones durante
una tarde de Julio, y al descorrerse
el telón

escena. El cielo demostrará el ponerse el sol en
detrás del mostrador, en

aparecerán
i

¡

EL TÍO PACO
á su lado

mangas de camisa

;

EL

OFICIAL

bebiendo un vaso de agua, y de pié

l'RECIOSILLA

templando una guitarra;

EL

MAJO

y los

DOS

HABITANTES DE SEVILLA

sentados en los bancos.

ESCENA PRIMERA.
¡Qué
OFICIAL.

majo (sentándose).
se

ha de encelar de

tí.

pendón

!

Vamos, Precie-silla, cántanosla rondeña. Pronto, pronto: ya está bien templada.
«ILLA.

preciosilla.

Vaya, salero, nq se cargue usted de estera, convídeme a alguna cosita.
MAJO.
ICO, déle usted

Señorito,
I i

no sea su merced tan súpito. me antes esa mano, y le diré la buenavenOFICIAL.

un vaso de agua á esta

tura.

criatura por mi cuenta.

(

¡uita,

que no quiero tus zalamerías. Aunr.is la

PRFXIOSILLA.

habilidad de de-

cirme lo que
rarlo.

me

ha de suceder, no quisiera
siempre conviene
el

,Y con panal?
OFICIAL.
Si
:

oírtelo... Sí, casi

igno\

majo (levantándt

después que
endulces
la

te refi
###BOT_TEXT###lt;oc.\.

Pues yo quiero que

me

diga

la

buenaventura

v

que

te

nos cantaras

las

esta prenda, lie aquí mi

mano.

corraleras.

panol
sienta
|i

ti

¡ILLA.

junio

Retire usted allá esa porquería...

HABITANTl

1.

verla quiero, no sea que seencele aquel!

de

los ojos grandes.

Hola, aquí vien<

i

I

DRAMATK

NTKMl'OR \N
mentí

!

SCEN

\

ll

berrendo de
l'n

l

ti

in

buen

ho,

muy

p<

I

HABÍ r\s

1

Como

que se

me

figura

que

le

tuvo

usté.

MAJO.
i

viviendo en

lompadre,
dii

de vei
•i

i

de

Tomanos

ly duro mi capa >rti<eí!(i un hihIm pni esta boca que no an-

alto
'

.illa
1 1 í

1

q esta
.

Unta

limpii

u

y

pulcritud
este

duvo muy

ll

puente de

habii

urn

No
HABÍ

fué la corrida tan buena
isiixa.

como

la

an-

poniendo

el

mo que
un visito de
la fresca.

lia

faltado en ella

Pon Alvaro
el

el

indiano, que á caballo y á pié es te tiene hispana.
MAJO.

mejor to-

en descansando un

lis

verdad que es todo un hombre; muy duro ido, y muy echado adelante.

MAJO.
el

agua tem|

Y muy buen mozo.
11

mu asi
i

i

i.

|ue liacc

mucho

c

.Y por qué no se presentaría ayer en
plaza?
IAL.
•.

la

I

para tener
el

ler

entnnai

Iluto tenía que hacer con estarse llorando mal lili de sus a
M\Jo.

ii

,

que a mi
ha

IAI

.

plantado ya

la

hija del

m
le

trago

marqués?
;

aguardiente.
IL.
le

bueno para sosegarlo desinfa.

N'

"i

no

ha plantado a
ella.

i

I.

Marqués

la

ha trasplantado á
1

II

MU

le

mandar

el
II

Mil

TAS

i:

mucho copete

j

inidad

para per-

mitir que un ach
[uella

rao.

OFIC1M

.

¿Y que m.is podía apetecei su señoría que
el
\

i

gaminoa

esta

muirla de hambre) con un hom*

EL DUQUE DE RIVAS.
bre riquísimo, y cuyos modales están pregonando que es un caballero?
PRECIOSILLA.
Si los señores de Sevilla son vanidad y poI

i'

i

:

otra tarde estuvieron aquí unos señores hablando de lo misino, y uno de ellos dijo

La

que

el tal

Don Alvaro

había hecho sus rique-

zas siendo pirata.
MAJO.
¡Jesucristo!
PACO.

breza todo en una piezal Don Alvaro es digno de ser marido de una Emperadora... ¡Qué gallardo!... ¡Qué formal y qué generoso!... Hace

pocos días que le dije la buenaventura (y por o no es buena la que le espera, si las rayas mano no mienten), y medió una onza de oro como un sol de mediodía.
; i

era hijo bastardo de un Grande de España y de una Reina mora...
otro
,

Y

que

Don Alvaro

OFICIAL.

¡Qué disparate
Cuantas veces viene aquí á beber, me pone el mostrador una peseta columnaria.
MAM'.

sobre

luego dijeron que no. que era... no lo declarar... finca... o brinca... una cosa así... así como... una cosa muy grande allá de

Y

puedo
¡Y vaya un hombre valiente! Cuando en la Alameda vieja le salieron aquella noche los siete hombres más duros que tiene Sevilla,
metió

la otra

banda.
OFICIAL.

mane

y

me

los acorraló á todos contra

¿Inca?
TÍO PACO.
Sí señor; eso. Inca... Inca.

las tapias del picadero.

OFICIAL.

CANÓl

Y

en

el

desafío que tuvo con

el

capitán de
Calle usted
,

artillería se

portó

como un

caballero.

tío

Paco no diga sandeces.
,

TÍO PACO.
PRECIOSILLA.

El Marqués de Calatrava es un vejete tan ruin, que por no aflojar la mosca y por no
gastar...

Yo nada digo, ni me meto en honduras. Para mí cada uno es hijo de sus obras y en siendo buen cristiano y caritativo...
;

OFICIAL.

PREC10SILL'..

Lo que
una paliza

debía hacer
que...

Don Alvaro

era darle

Y

generoso y galán.

CANÓNIGO.

Paso paso, señor militar. Los padres tienen derecho de casar á sus hijas con quien les convenga.
,

El vejete roñoso del Marqués de Calatrava hace muy mal en negarle su hija.

OFICIAL.

¿Y qué no le ha de convenir Don Alvaro porque no ha nacido en Sevilla?... Fuera de Sevilla nacen también caballeros.
,

Señor militar,

el

señor Marqués hace

muy

CANÓNIGO.

Fuera

«le

Sevilla nacen

también caballeros,

señor; pero... ¿loes Don Alvaro?... Sólo sabemos que ha venido de Indias hace dos me-

Alvaro llegó hace dos meses, y nadie sabe quién es. Ha pedido en casamiento á Doña Leonor, y el Marqués, no juzgándolo buen partido para su hija, se la ha negado. Parece que la señorita estaba encaprichadilla, fascinada, y el padre
bien. El caso es sencillísimo.
la

Don

ha llevado
el

al

campo,

á la hacienda

que tiene

ses, y que ha traido dos negros nero... l'ero ¿quién es?...

y mucho

di-

para distraerla. En cual el señor Marqués se ha comportado persona prudente.
en
Aljarafe,
OFICIAL.

como

HABITANTE

I."

Se dicen tantas y

tales cosas
2.°

de

el...

V Don Alvaro, ¿que

i

HABITANTE
lis

un ente

muy

misterioso.

1

'ara acertarlo,

debe buscar otra novia poi
;

-

DRAM

I

0NT1 MPORÁN1

ESCENA
NI. ii
<

I

\

-

aunque

\

I

ino.

i

con

61.

nt. li-

OFICIAL.

nar.

¿A que va

al

Aljarafe

?

TÍO
tientes del re-

i

Yo no

se: pero

como
sl.i

londe

ii"

Be

dia y tle imi he, soy
i

estoy siempre aquí de un vigilante centinela de
puente... liare tres
ilías

HABITANTI
|ués, el
i.

Mi primo, que
'

li.i

dicho

ote

.

y

«itie

tiene un

media tarde p.is.i poi ella hacia allá un negro con dos caballos de mano, y que Don Uvaí inco de la mañana vuelve á pasar hacia acá, siempié; y como media hora después pasa el negro con los mismos caballos llenos de polvo v de sudor.
i i
.

ti.!

CAN'

II

¿Cómo?...

¿<..)ué

me cuenta
TÍl
'

usted, tío Taco?...

PACO.
\

Sevilla la se-

Y"

nada. digo

lo

que he

ist.

.

ya ha pasado el negro, y caballos, sino tres.

\<<y

no llevaba

di>s

padre á

HABITANTE

I.

Lo que

es atravesar

el

puente hacia allá á Doi Vlvaro tres

tardes seguidas.

Y yo he
dios.

l.i

salida de

Trian.

i

al

1IAIIIIAN!

Y

anoche, viniendo yo de San [uandeAlfa.i

d medio del olivar mi caballo, y pasó a escape,

.i

api

.i

sin

verme y
i

Don
i;
;

Al

mi lado, alma

que llevan

1

1

y detrás iba el ni 'id. i, cjiíe DO Be puede relámpago que daban las

herrad tu

N

\

III

|Hola!
ñ"i

,1

lola I.

Mai
IAI
.

Mi

una

EL DUQUE DE RTVAS.
noche con su amante, y dejara
dose las barbas.
al

3'

vejete pelán-

condición que h>s abona, y Carlas, de Barcelona,
y Alfonso, de Salamanca, es te harán.
Escríbeles tú, ton tilla, y algo que no haya en Sevilla lúdeles, y lo traerán.

MGO. Buenas noches, caballeros: me voy, que empieza á ser tarde (Aparte yéndose.) Sería faltar á la amistad no avisar al instante al Marqués de que
da. Tal ve/

Don Alvaro
podamos

le

evitar

ronda la hacienuna desgracia.

ESCENA

V.

Dejarlo será mejor
á su gusto delicado.

El teatro representa una sala colgada de damasco, con retratos de familia , escudos de armas, y los adornos que se estilaban
balel siglo pasado; pero todo deteriorado. Habrá dos cones, uno cerrado y otro abierto y practicable, por el que se verá un cielo puro, iluminado por la luna, y algunas copas de árboles. Se pondrá en medio una mesa con tapete de

MARQUÉS.
tienen, y muy sobrado: como tú quieras Leonor.

en

Lo

,

damasco, y sobre

ella

babrá una guitarra,

vasos chinescos
,

CURRA.
Si

con flores, y dos candelcros de plata con »elai -miáis luces que alumbrarán la escena. Junto á l.i mesa habrá un Billón.

como

á usted

,

señorita

,

Por

la

izquierda entrará

EL

VA

ron una palmatoria
y

MARQUÉS DE CALATRAen la mano, y detrae de él DONA
CURRA.
su hija).

carta blanca se
a

me

diera,

Don Carlos
;

le

pidiera

LEONOR,

por la derecha entra

marqués (abrazando y besando á

alguna bata bonita de Francia y una cadena con su broche de diamante
al señorito estudiante,

Buenas noches,

hija mía;

hágate una santa el cielo. Adiós, mi amor, mi consuelo, mi esperanza, mi alegría. No dirás que no es galán
tu padre.
si

que en Madrid

la hallará

buena.

MARQUÉS.

Lo

No

descansara

hasta aquí no te alumbrara todas las noches... Están abiertos estos balcones (los cierva

que gustes, hija mía. Sabes que el ídolo eres de tu padre... ¿No me quieres? (La abraza y besa tiernamente.)
i

y entra
¿nada

relente... Leonor...

LEONOR.
¡Padre!... ¡Señor!... (Afligida.)

me dice

tu

amor?
pones?

¿Por qué tan

triste te

MARQl ÉS.

leonok (abatida y turbada).

La

alegría

Buenas noches, padre mío.
MAR'
|1

vuelva á tí, prenda del alma; piensa que tu padre soy, y que de continuo estoy

Allá para

Navidad
:

soñando

tu bien...

La calma

iremos á la ciudad cuando empiece el tiempo frío. Y para entonces traeremos al estudiante, y también al capitán. Que les den permiso á los dos haremos. ¿No tienes gran impaciencia

recobra, niña... En verdad, desde que estamos aquí estoy contento de tí
:

veo la tranquilidad que con la campestre vida va renaciendo en tu pecho,

y

me
se

tienes satisfecho;

por abrazarlos?
I
i

sí, lo

estoy mucho, querida.

Va
ONOR.

me ha

olvidado b

eres

muchacha obediente,
diligente

¿Pues no?

¿Qué más puedo anhelar yo?

en darte un buen acomodo. Sí, mi vida... ¿quién mejor
sabia
lo que te conviene, que un tierno padre que tiene
,

Los dos

logí

aran licencia.

Anilius tienen

mano

franca,

poi

el

delirio

mayoi ?

dramAth
-

intemporA:

con gran
<Si
vi-.

leUrante.
M.is vana
i)-

senoi
illa'... I'n
i :

un ángel.
pete!...

D
;.i

guarde.
tierra

S"ii i.kK.s

Y
Iré
I

si

de un mismo talle. alguna s :n novio que le ruadic;
idos

envuelto

,

levantan talca

M
.

de

SUS

alan. los...
(

Mas ¿qué

im¡

.

mi

bien.

.

v

do

lloren

uamlo hay decisión bastante? ...Tero no perdamos tiempo; a ayudarme, porque yo no puedo sola...

el

cu.
.

unen.

queda Ltonor
en el sil

muy aba,

I

•/<!

\

.

«'una!... ¡Si penetrases

tengo

el

me
:

falta hasta
I

N
.

\

vi.
cierra
j

silla...

alma! Fuerza para alzarme ¡("una. amiga,
lo

CIRRA u

lo confieso,
fctrfi


ha

MARQUES,
id

no

extrañes,

la

puerta por

donde aquel

k

no

Je Leonor.

me

resuelvo, imposible!...

Ks

CUBRA.
..

Me

temí

imposible. ¡Ah!... ¡Mi padre! Sus palabras cariñosas sus extremos, sus afanes,
sus besos y sus abrazos

que y que señor se qu<
t

eran agudos puñales

la

mañana

aquí.

que

el

pechóme

atravesaban.
instante,
resistido...

queda un
no hubiera mas

s. >lo

le d

.¡o.)
\

Va iba á sus pies á arrojarme, y confundida ate-rada, mi proyecto á revelarle,
,
I

ir.

ansian.!

ce::
sal.

que su perdón m<
CURRA.
:n '¡ue

en ello

ref,###BOT_TEXT###gt;

hubiéramos quedado y echado un buen lance!
.

I

Infeliz de mí!...

vería usted revolcándose en su sangre, ron la tapa de los

Mañana

Hite.
al

enamorado,
\K.ii
..
1

al
1

nde,
i

noble
atad...

>..n

arrastrarle

mi malhechor,
por entre estos oír
lila;

y alia para Navida
i

i

la

I

A\

.

(una'...

el

alma me partes.

i;l Dl'OI

i:

l'l.

KIVAS.

33

CURRA.

Y

empezará á consolarse y nosotras chapurrando
.

todo
la

'

ita

porque tuvo el

di

"ide

infeliz de veros,

que no nos entienda nadie, volveremos de rillí á poco, á que con festejos grandes nos reciban será banquetes y
.

y necio de enamorarse de quien no le corresponde,
ni

bailes.

resolución bastante
MOR.

tiene para...

LEONOR.

¿Y mis hermanos

del

alma?

Curra, no mi pecho despedaces. ¿Yo á su amor no correspondo?
ta,

CURRA.

¡Toma! ¡Toma!... Cuando agarren
del generoso

Que

le

correspondo sabes...

Por él mi casa y familia mis hermanos y mi padre voy á abandonar, y sola...
CURRA.

cuñado uno con que hacer alarde
de vistosos uniformes

y con que rendir beldades, y el otro para libracos merendonas y truhanes
reventarán de alegría.

que yo soy alguien y también Antonio va y nunca en ninguna parte
Sola no
,

LEONOR.

la

dejaremos... ¡Jesús!

No

corre en tus venas sangre.

LEONOR.

¡Jesús, y qué cosas tienes!

¿Y mañana?
CURRA.

CURRA.

Porque digo

las verdades.

Usted

la

Día grande. adorada esposa

LEONOR.
¡

será del

más adorable

,

rico y lindo caballero

Ay

desdichada de mí
CURRA.

que puede en el mundo hallarse, y yo la mujer de Antonio;
y á ver tierras muy iremos ambas... ¡qué bueno!
distantes

LEONOR.

¿Y mi anciano y

tierno padre?

Desdicha por cierto grande el ser adorado dueño del mejor de los galanes Pero vamos señorita ayúdeme usted que es tarde.
, ,

CURRA.
¿Quién?... ¿Señor? Rabiará un poco, pateará contará el lance al Capitán general
,

,

tarde es

,

Don

Alvaro...

y aún no parece ¡Oh, si faltase

esta noche!... ¡Ojalá!... ¡Cielos!..

con sus pelos y señales
fastidiará al Asistente,

Que jamás

estos umbrales

v también á sus
el

compad

Jurado, y los vejetes maestrantes
el

Canónigo,

hubiera pisado, fuera mejor. No tengo bastante resolución... lo con
¡

Es

saldrán mil riquisitorias para buscarnos en balde

así
,

tan duro el alejarse de su casa !... Ay triste!
¡

cuando nosotras estemos
\
.1

seguí

ii.

is

en Flandes.

Desde allí escribirá usted, templarse y comenzará señor; y á los nueve meses,
.1

lo sepa hay un infante que tiene sus mismos ojos,

quietuá.) (Mira el Las doce han dado... ¡Qué tardece ya, Cuna!... No. no viene. ¿Habrá en esos olivares tenido algún mal encuentro? Il,i\ siempre en el Aljarafe tía -ente!... ¡¡V Antonio
.1

alerta

?

UTOR1

S

DRAMÁTICOS CONT1 MEDRAN!
ido
I

.

ni>,

dul

.

que de hoy deahicieran la M.is do, mi bien, mi
i
-

y ya temía loa rígorea
,

mía.
k'
c

".i

,

mi

<

onsuelo;

nuestro an
atura nuestras plantas asegura.

pró> ¡do

.1

El tiempo do perdamos.
a
ti

do

listo?

Vam<

s,

vamos.

o <kl
le...

I

alcen. Autopio,

el

guarda,

las

mal

I

las

echaré

al

momento. (Va

hacia tlbaleón.)

Curra, aguarda
detente... ;.\y Dios!...

,

{Rtsutltu.)

¿No

lucra,

Den Alvaro,
1

mejor?..

SCEN

\

VII.

don Alvaro.
encanto mí<>?... ¡Por qué tiempo perder?... La jaca torda, la que cual dices tú los campos la que tanto te agrada
.
i

RO,

en cuerpo, con unj jjauetlIU de manga,
¡O,

redeolla,

«Iron de

K

echa en brajoj de

OR.
hanaicitt).

por su obediencia y brío, un dueño enjaezada
.

,

¡

del

alma

mía...

pan Curra
para mí
el

el

ob<
t

alazán gallardo y

dos?

¡Oh

,

1

rfal

En San Juan
'ii
I

de Alfarache preparado
,

gran secreto
en
el
i

1"
i

be

'i

aliar

y cuando
tor

el

nuevo

sol

desde su esfera: en el Oriente,

de mi estirpe soberana

numen eterno en la región in liana, pompa de su trono ostente,
.
;

Iré del

día

yo

tu

mía.
MOR.

Mi bien

,

i

:

qne

tu

an

tarde...

¡Don

tan te

Muchacha
¿qué
I

.

'./

Cuna.)

te

detiene ya? Corre, desp

V

si.)

EL DUQ1
dos Alvaro.
[Leonor!!
LEONOR.

I-

DE K1VAS.

35

de

Leonor muy abatida se apoya en el hombro Don Alvaro, con muestras de desmayarse. Mas qué es esto?... Ayde mí!... Tu mano yerta,

me

parece

la

mano

de una muerta...

¡Dejadlo os ruego

tá tu semillante

para mañana!

como
don Alvaro.

la losa

de un sepulcro helado!

LEONOR.

¿Qué?
LEONOR.

¡Don Alvaro!
DON ALVARO.
¡Leonor! (Pausa.) Fuerza bastante hay para todo en mí... ¡Desventurado! La conmoción conozco que te agita, inocente Leonor. Dios no permita
que
,

Más

fácilmente...
confuso).

don Alvaro (demudado y

¿Qué

Leonor? ¿Te falta ahora resolución?... |Ay, yo desventurado!
es esto, que.

por debilidad
io

,

en

tal

momento
seas.

LEONOR.

sigas mis pasos y

mi esposa

¡Don Alvaro! ¡Don

Alvaro!!!

á tu palabra y juramento hachas de muerte las nupciales teas

don Alvaro.
¡Señora!

como

fueran para los dos... Si no me amas te amo yo á tí... si arrepentida...

LEONOR.
LEONOR.

|Ay!

me

partís el alma...

DON ALVARO.
tengo yo

el

corazón...

¿Dónde

Destrozado está, dónde

Mi dulce esposo, con el alma y vida es tuya tu Leonor; mi dicha fundo en seguirte hasta el fin del ancho mundo. Vamos resuelta estoy, fijé mi suerte;
,
,

vuestro amor, vuestro firme juramento? Mal con vuestra palabra corresponde tanta irresolución en tal momento.

separarnos podrá sólo la muerte. (Van hacia el balcón cuando de
,

recente se oye

ruido

,

ladridos

,

y

abrir

y cerrar

/ uerías.

Tan

súbita mudanza... os conozco, Leonor. ¿Llevóse de mis delirios toda la esperanza?

LEONOR.
el

No

viento

¡Dios mío! ¿Qué ruido es este? ¡Don Alvaro
! !

he cegado en en que apuntaba
,

el el

punto

más

risueño día.

CURRA.

Me

sacarán difunto de aquí, cuando inmortal salir creía. Hechicera engañosa,
¿la perspectiva

Parece que han abierto y la de la escalera...

la

puerta del patio.,

hermosa

LEONOR.

que falaz
¡

me

ofreciste, así deshaces?

¿Se habrá puesto malo mi padre?...
CURRA.

Pérfida! ¿Te complaces en levantarme al trono del Eterno, para después hundirme en el infierno? Sólo me resta ya...

Qué, no señora. El ruido viene de
parte.

otra

Leonor

(echándose en sus brazos).

LEONOR.
; I

No, do,

te

adoro.
sí,

[abrá llegado alguno de mis

hermanos'

¡Don

Alvaro!... ¡Mi bien!...
'.

Vamos,

vamos.
V. míos,

DON ALVARO.

ALVARO.

vamos. Leonor, no

per.!

¡Oh

,

mi Leonor!...
cu;

un

inst.u

dtnpmU
cabal.

ove galopar

El tiempo no perd
D
IN

ÑOR.
..

iLVARO.

Estamos descub

¡Mi encanto! ¡Mi tesoro!

Imposible es

la fuj

¿Para matar á ali MAK Echaos sobre él al punto. Pone una rodilla en Htm. golpe. \y de mí!. Espero l ¡Don Á1-. .VV Miado iLVAao (nstuito). eacón- DON ÁI... mío! I | Arma fun< be ter- inocente.. ESCENA VIII. dos.. á mi desventurada vida. • (Prtfam una pistola. ¿La tu buen padre?.) abandono Defen- en tal conflicto.. no neis desarmado. con un eipj.. ¡Ayl Retira esa pistola que me lucia la Bangre. más pura que el aliento de los angeles que rodean el trono del Altísimo. j dctrii dot criidot mjyorct con lucci. te lad). Y tú. osas tu..lm Aei- ntfiotn la nuao. Nuestra hija es inocente. . ¡ Ay de vuestros criados si se mueven I guno de los fieles y antiguos criadas di BÓlo tenéis derecho para atravesarme el co- razón.. echaos sobre esc infame. ¿Contra alguno de mis hermanos?. dpa- nble ! .) Ka. An' tuteados*). LEONOR. Vntonio... La sospecha á que puede dar origen mi presencia aquí i tales horas. caballero? No. sujetadle... Por Dios. mujer minia.. sal-. piro á vuestras manos. n bjfj y g'-rro.VMA i I MPORÁN1 OS. ya me te- la pistola. ¡Don Alvaro!. atadle. fundammU . DON ALVARO.. MAKQUES (d su • 'R. Jri.... Tira ido el ( lo rcsistiié.. ' : don Alvaro. u hor? lA los criados. "i Marqués I. que cae moríhazos de su hija y de los cria- .. titud suplicante manifiesta lo bajo de adición.varo. do llamea la atención hacia ...... suéltala. < MAK fin la empicare cu dar ¿Tú morir á manos de un morirás á las del verdugo. Hmca dilla.. vil adve- .... ¡Señor Marqués de Calatrava !. dando un alar. . ¡Hija ¡ni fies de su padre). ¡Mas ahí no: tenéis derecho para todo.) una ro- .Mgi. concluya con mi muerte: Salga envolviendo mi cadáver como si fuera mi mortaja.. i. MAR' a..l Curra. Sí.. que le sujeta Y tú..) LEONOR (corriendo Inicia Don Alvaro). (Saca una fistola y la monta. debo morir. .. derte y bligaáÓD. :. i MARQIÍS (furioso).. ¿qué vais á hacer? leosor (asustadísima).. f.. maldita. (lvaro . del '¡no me pierda el respeto. que al dar en tierra se dispara I a: los y hiere al Marques... Vil seductor. . infeliz.lpri rnelli.

' Aparta! Sacadme de aquí. ÑOR.. (Cae Leonor el en broto» de Don Alvaro.. ¡Padre!. donde muera sin que esta vil me contamine con tal nombre! I Yo te maldigo. 37 ¡Padre! ¡Padre!!! OÍS... MAR'. que la arrastra hacia halcón.EL DUQUE DE R1VAS..) FIN DE LA JORNADA PRIMERA. .

Sí. rodeada de atien- t •.. I.. de rodillat guiíando.gjr. 1 \A PRIMERA. quiero dormir.ORNADA SEGUNDA.n en la i II Inclín. a / son de la iante (dejando la guitarra).. ya basta de ruido. ¿no digo ta ya de zangoloteo?. otros quieren dormir. y jaleando á la» que j de la meta habrá una bota de vino.. ¡ue dan el golpe i (acostado ei: sus ai Jda. Pepa. El INTE cantando y tocando guitarra l \ ARRIERO. LAS DOS LIGARERaS. vayanse orí ni . EL MESONERO la \ El. LA MOZA ) uno de al ARRIEROS que no hablan otro ARRIERO que no habla ettará tentado junto t'raico estudiante. llO TRABl'CO tendido en primer termino «obre tut lo» R El . en 1" cierto. uno» vaio». Ide. LA MESONERA ¡ue h. merced ¡ti. la Abrenuncio. i mcv. y un de aguardiente.. I I ALCALDE DI aparecerán tentado» gravemente la al forjo. EN LA VILLA DE H0RNACHU1 LOS na ue un 5 Y Sis ALRED1 D0R1 la S. ú la calle. Pepa. muchachas una luna clara como de día.. Junto á meta. Yo por mí. eche su ...a do» puerta» practicable». EL ES teatro. Y si después quiete la gente seguir bailando al y alborotando. . i arriero (el del cribo). la bendi . Antes de todo cena. Al írente eitarán chimenea v el h. Y dejen en silencio el mesón que si unos quieren jaleo. todo por un gran candilón. A to» la . Á un lado una meta larga de pino. Otra coplita.

. (Bebe y es un guiñapo. calzarme el zapato . Venga . se revuelven las tripas de entrar en su mesón. moje siquiera una sopa. In nomine Patñet Filii Sancto. una cucharadita de gazpacho. Y de las bodas de señores.. ESTUDIANTE. traguito. Pero un MESONERO. Tío Trabuco.. Amén... y bebe Trabuco). ¡Júü! Esto es zupia. que es viernes.ñor licenciado. (Se van acomodando alrededor de la ¿Cómo que si lo hay? mesa. no le parezca á usted. No MESONERA. todos menas Trabuco. ¿no viene usted á hacer la razón ? TÍO TRABUCO. MESONERA. Está exquisito. señor bachiller.. y ii" ALCALDE. Con que se le puede decir ala señor. tío Monipodio. re. ÁLCALI i tu das mihiepulis accumbere divutn. - ESTUDIANTE.) MESONERA. Está diciendo comedme comedme. Allá voy. . ei seré largo. señor Monipodio..ERO. iNERA. despreciar. ALCALDE. tío Trabuco. Sí señor. .. se acurruca.I i.. si es que lo hay. Pepa. gazpacho. pero sé guisar. Las tres posadas están U . la tía Ambrosia no me gana á mí á guisar. y compararla con mi Colasa La tía Ambrosia Venga. a í A I [nrnachuelus no hay I una persona más limpia que la señora ni un mesón cuino el del señor Monipodio.. parece ambrosía. TÍO TRABUCO. Como que cuantas comidas de boda se hacen en la villa pasan por estas manos que ha de comer la tierra. La tía Ambrosia es más puerca que una te- laraña. el mesonero la Iota. desde media tarde toman. '. ESTUDIANTE (comiendo con ansia). no señor. I '< ! 1 1 i acerqúese su merced. ESTUDIANTE. Alto allá. Señor al- calde. NERA. Cuan- señor alcalde .) estudiante (al arriero que está acostado). Está sobre el brocal del pozo. Tal vez y el el tomate no estará bastante cocido. Aquí está la gracia de Dios. ARUIERO.. es un paño de aporrear moscas. ¿Ayuna usted? TÍO TRABUCO. MESONERO. (Váse la moza. ARRIERO. Yo no sé latín. TODOS. ¿Pues había de faltar donde yo estoy?.. y por tanto. ESTUDIANTE.. Spmtu Tomaré por no . venga.. (Le alarga ti tío no es regular.. estudian i. DU< ¡1 E DE RIVAS. do el fresco. que huele el ba- callao á gloria. ni sirve para des- ceno. Alar-neme usted. el frasco del aguardiente para enjuagarme la boca. arroz estará algo duro. Entra la moza con una fuente de Va no sé lo dije yo que la señma Colasa es pulcra. señor bachiller. Que eche la bendición els. hola. Pero con tanta babilonia no se puede. el 3<r ALCALDE. do se casó gidor. escribano con la hija del re- Su agradece. (á la moza) anda á traerlo..) MOZA.. que esta noche hay mucha -ente forastera en Homachuelos. especial .

\ yo se lo enseñé desde la ventana. MESONERO. señora Colasa. Trabuco.. i la eter i ESTUDIAN rE. y que 1. á < que vamos. ¿es hemb 1. ni se quedó como rezando el rosario endientes.. NMO- ... va quedando irdarlc el so ! la UTO. Maldita sea tu lengua. i 1 6 buena compañía. ea lo que sea 1" < ierto es ttaba. La que la mo- Charla.. y que poetas ci gloria en • I que le ví el cuando se apeo del mulo. al ju- .. que como está tan cerca se ve clarito. dijéramos ncni citurna. ¡ene machi gente irdián . tiene como un BOl¡ v b ojos de llorar y de polvo. . tre no quería luz. mesonero iChitónl su mujer). con que es pecador que viene ÑERA. Yo no sé. y en cuanto se metió en ese cuarto.. bebió antes un vaso de agua con unas gotas de vinagre. neda.. pierta. tío Trabo ted muy ta- Sí. y acostó. digo. se echó ganar el jubileo. Ya TÍO TRAIUCO. esa personilla de alfeñique en y que se 1.) tío Trabuco.. TÍO TRABO ls malditas pulgas y con sus \ ¿quien puede estar sino con los demo| ESTUDIANTE. ¡está usted ya con los angelitos? S¡ señor. bileo! \NTF. ni cena. A nfí me parece que es persona dijo que . ^é nunca á que viajan connr.. Como si el señor Licenciado quería saber. Tío tí (» actna á y le des- TÍO traiiuco.. volviéndome siempre la espalda. TÍO TRABUCO. V me :\NTE. Luego se la cama vestido. que ha venido con usted..•Kl S I'KWIUI qué no ha venida • | .. y. que daba compasión. de nosotros viene á . ¿es gallo ó gallina? muy. ¿Quién diablos te mete en hablar de los huéspedes?. Hola. volvamos uro. charla. me preguntó cuanto había de aquí al convento de los Ángeles. ÑERA.1 ca- balleí Yo \ i... dígame (ií usted. Oiga! ' (después de Ixbtr). ¿Me quiere usted dejar en paz? .. ESTUDIANTE. al Pues señor... para refrescar el cu que van ni vienen los MESO NI KA. estudiantil. que ni es hembra ni es macho. lo .

¿Y lo i robó?. sé sino que tarde 6 temprano voy ESTUDIANTE. que no saben latín ni son bachilleres. Si. En ESTUDIANTE.. como á los nate I . con los que. Pasamos allí algunos meses. (señala la primera puerta de la derecha).tizna los dedos y va hacia el >ígame usted . ah ! Se afufó... á la caballeriza huyendo de us- ted. ¿ma- taron a ese Marqués? cuarto. y ya basta... -l lie " No lo dije por tanto. Y ESTUD. estudiante. el actual és.. Y el licenciado y yo nos vinimos á . Hola. Soy el bachiller Perecía. Vamos. señor estudiante . a vengar la muerte de su padre ¿Por qué? TÍO TRABUCO.. Yo no cielo. acompañando á mi amigo v protector el señor licenciado Vargas. No . ¡Ah. ah. -. ¿y no has visto tú al escondido? 1 'i 'i' la espalda.. esta veras. y administrarles justicia turales de ella.. (5c. Y como no M locaron su propósito. mos cenado. donde . ced." c BSTUD1 Uta sea tu CU > . y fuimos a Sevilla. . señor alcalde. Y dígame usted. y no sin fama. \Nn. i i ¡ ' recoge sus jalmas y se va uní cuas muy enfadado). . aunqui bre. 1 Pues va que es lampiño.. puede ser que me vea algún dia Gobernador del Consejo ó Arzo. Y cuando se despierte por la mañana reiremos un poco. ALCALDE. deuu giacias a Dios. dígame usted. esa persona cómo viene en el mulo ¿á mujeriegas 6 á horca. . Córdoba. Y yo me vuelvo á mi universidad á desquitar el tiempo perdido y á continuar mis estudios. al graduado por Salamanca i» «troque. Si. no hay inconveniente en decirlo. Su No.. salerosa. pues amante de su hija y luego la Cuéntenos su merced esa histoque sera muy divertida: cuéntela su merlo mató | el Ay 1 del»o proteger a Los forasti . y 6 . se ha embarcado para el licenciado Vargas buscar allá al enemigo de su familia. vamos á pintarle unos bigotes con tizne. jadas? TÍO TRABI CO. de dónde salió usted mañana. ¡Ay que sangre!. estudiante (se ríe). donde dijeron que estaba la hermana. y á dormir con mis mulos. ah. bispo de Sevilla. ria . oficial de Guardias. no fuera malo saber quién es el señor l¿ en< iado. ah. Salí de allí hace más de un año. Yo sí.. Si la justicia me lo pregunta de burlas ó de- ESTUDIANTE. no. ALGUNOS.. . De cabeza. y la ayuda de Dios. y que. ¿Y va usted á Extremadura? tío TRABUCO (se levanta .EL DUQUE DE RIVAS. Pero no la hallamos tampoco. ya indagar el paradero de su hermana. ÑERA.. . Humos tiene el señor bachiller. pues parece algo alegre de cascos. señor . que se escapó con el matador. ese. Con Lo que marchamos á Cádiz donde mi protector. (se ríe). también estuvo su hermano mayor. : ..1 Porque ya me tiene usted en estudiante el purgatorio. ¿Y en qué cuarto moza está? ALCALDE. .. mete a s ti en saber vidas ajenas? '. hace ocho años que curso sus escuelas.. y allí supimos que había muerto en la refriega que armaron los criados del Marqués la noche de y su muerte con los del robador y asesino que este se había vuelto á América. pues se ve en su porte y buena explicación que es hombre de bien y que dice verdad. ¿de Posadas ó de Palma? TÍO TRABUCO. ah!.. .. Marqués de Calatrava. de donde viene y adonde va. se separaron jurando venganza. Señor estudiante. con honra.) ESTUDIANTE. lad). no villa permitiré yo. ¡Ah. Pepa. que aquí se juega limpio.

encontrado en iert cama. Al W1 huelo. la i.. no?.'J I Me- MESONERA (dentro). ¡ton. p de y las el :n cuartel en cepillo ánimas.. duro véngame á ver. mii te hacia - ut ¡cable y abra y r. A 'nto de lo» Áfi la derecha J la humilde Mamura muy re ella una claraboya de medio punto por . en ruu mareen M termina- H machueloi». Pues con bien v váraom s a< v la I mañana no to charlar. le que enl i-l No. La ventana al can>¡ n trabajo se fué. desapareció nadie neter en lie- la dama. \ aquí. No hay dud quiei ñora qne se encuentra en grande apuro.) nrr<\ rrtiran ln m < Quiera 1>¡<'S n<> haya cargado con la colcha nu« dtun: qu. que « n la !jiirra dr una iipera Á frente la izquierda precipicio» y derrumbadero».DRAMATl i ! MPORA! ¡dad I I fa j. Ya lo sé. mujer... el 1» échamelo en I Sí 1 \ I III.n M I medio . qmdándou ¿l <i ¡¡i fuerta.. . en I)': Vaya entonces en buen la i I qne haya en mesonera (saliendo <\ la escena). ¡ I ESCENA II.. . linero ha di bre la mesa un duro. Me i indo hacia el unirte donde entró i ¡<i mu- renos: enh MtSO- jer .

. ya llegué. Se oirá dentro de coro de frailes.. perdona..EL DUQUE DE de la KIYAS.. mu) . ) corro al sagrado asilo.... ¡Oh Dios! ¿V será cierto? Con bien arribe de su patria al puerto. yo. y desfiles Jt por el tiempo. amparo de mi amarga vida. Dios mío. pues?. pues. el por ella sale la mirilla que está en la .. al reverendo Padre MELITÓN. y abrirse los infiernos en mi daño ! acogerá indulgente... ayude... (Pausa.... por donde ha venido.. vestida Je hombre. Lo es mi resolución. . ni.. Por lejos del el mundo en estas soledades. (Llega ala portería y toca la campanilla...) ESCENA Se abre IV. de esta sierra. al á quien instante le interesa mucho. mi escudo. llamad caridad.) más: hiélame el miedo de encontrarme aquí sola. (Va ya i detiene. En Aún tiemblo y me acobardo. ni mi fuga veloz notada lia sido.. 43 escena habrá una gran crur de piedra tosca y corroida idas di la cruz. puesta sobre cuatro gradas que pur laminado por una luna clarísima. quién. que cual de incienso vaporosa nube al trono santo del Eterno sube. Este santo prelado de mi resolución está informado y de mis infortunios... el Virgen santísima. 1. Dios de bondades. El DONA HERMANO No Don fué ilusión. ver Guardián. mur por maitines la al una larga ¡ansa continúa. con 1 i sangre infeliz del padre mío. Si. MELl furor expiaré de mis pasiones. Mi confesor de Córdoba hace días que las desgracias mías le escribió (Mira lmcia el sitio ¡Ah!. En esa aldea hay quien mi historia sabe. "lie esta clara. Alvaro. Mas ¿cómo dilatarlo á tales horas?. Piedad. y no sera ningún camiLa ii' nante perdí. (Alzase. no me abandones! la (Queda e¡: meditación dian e oro. Ir oh ule. ¡Oh Madre santa de piolad! Perdona.. Si viene a -anar ...) Este refugio es solo el que puedo tener de polo á polo.. En lo posible cabe que descubierta con la aurora sea. y plandor de un farol que da de pronto en el rostro de puerta res- (í'annt larga. Nadie me ha seguido..) ¡Qué asperezas! ¡Qué hermosa y clara luna! ¡La misma que hace un año vio la mudanza atroz de mi fortuna. a yod. le perdí?. de bienaventuí y los ecos pausados con un gabán de mangas sombrero gacho y botines.. LEONOR..'.. Sed. confio. dijo que navegaba ¿Quién es? MELITÓN. buscando nuevamente los apartados climas de Occidente.. ¿V huye (Cae de ¿Y huye y me abandona? ¡Buena hora de ver al Padre Guardian!. oh Virgen santísima.. sería aquel que la contó? ¡Desventurada! dijo ser de mis hermanos. ¿Voy á ser descubierta? Estoy de miedo y de cansancio muerta. y ésta se retira como asustada.) Corro al tranquilo. al Padre Guardian.. ¡ Ah No puedo ! No me más que queda en la tierra asilo y resguarda los áridos riscos ella estoy. el Sé de su caridad noble extremo me ¡Oh cielos soberanos!. En sed ti. él le Vaya en Dios. LEÓN Hermano.) ¿Y no murió la noche desastrada en que yo.. den Sí. Nada temo. gracias os doy rendida. Los sublimes acentos de ese coro y saldrá como subiendo fatigada y izquierda DüSa LEONOR. con penitencia austei a .... es verdadera. ¿Qué dudo. Una persona mucho... la iglesia . Señor. (Se Lianta resuelta. piedad. .###BOT_TEXT###lt;> mi engañé. el jubileo. la horrenda historia mía escuché referir en la posada.. V índose al ver el con\ io en mi alma dulce de consuelo y calma. Aquél que de mí hablaba MtLlTÓN habla toda esta escena dentro. ¿V huye el impío? el ingrato?.. mam I LEONOR. ilitu. (Se sienta. cielos.. 1 1 ¿Y largamente. qué dudo?.

Y. Imposible... buen i i) buen mesón. que quería. En aquí solo puedi fin i i re- GUARDIÁN. r entréis á esperar.>. el .or. muy intrn |ue me busca quién es? -... V quien'. róN. DIAN. la más infeliz del mundo.n la que afanceu Guardián y . I \ i. . que sea sin te'-:me imperta el s< GUARDIAN.il ri>) la portería ¡ : en el claustro. . el Pjdrr mi Gl ARDÍAN.. 'ero sois preterir esperarle al r. porque Padre. Si que os hable permitís. pen- dicntc allá en Madi OüSa LEONOR...T-. GUARDIÁN.i se . El de envía la • 1 1 'adre (Meto. Htrmano U definidor del este se queda en la fuerta y u farol: aquel sale a la escena.i \ V I. I V \ entrar. n". ¡ |i ¡Imposible! ¿Qué decís?. Padre.1 .. Retiraos fray Melitón ''ii : dejadi |ul. ESCENA \.\l l.. que es mi grande amigo. aun M>R. bueno. : IH .'KI S DRAMA! ¡ I I MPOKAN ii pan que i ablanda ven silencio: irme la I {hieda M da una el reloj del ¡i itaia. hablad. lelvo. ... abriré la port» ría . rme? UBI ¿No que 1 1" litosl iloa . Padre. 'R (muy sobresaltada). Mas ya • s entendí. ra que ¡Ah!.) díga- me. rl Hrrmin. 1 V" criatura soy.

. n esfc n<> me cercan.. ¿Qué os horroriza?.. hija la compasión y el respeto. Mis por que tanto misterio? No tuna más conveniente LEONOR (abatida). . que á vuestras plantas rendida (Se arrodilla.. Qu i más Ya tranquila tengo ¡ el alma.! . ¡Os horroriza el mirarme ( ! que entrarais en el conven!" ¡Nos< qué pueda impedirlo!. los espectros \ fantasmas que siempre en redor he visto. I LEONOR. no por cierto. oh Padre ! . No. á estas horas. .. GUARDIÁN.. Entrad. que á estos montes me conducen permitís tengan efecto. tomareis un refrigerio guardián afectuoso). guardián (acercándose á Leonor). Padre mío. Seguidme v . sitio. que á los desgraciados niegue No.. subid á mi celda..)' se sientan ambos al pn de la cntz. No. maldición del universo. Dios eterno! Ya estamos. DONA LEONOR. . mía. No entiendo. pues VOS podéis libertarla de este mundo y del infierno. ¡Yo lo soy tanto! GUARDIÁN. y después.I TON. recibido Padre Cleto. que yo os lo ruego. ¿Sois por dicha?. - libertad respiro. cual solo remedio Cierra ¡a punta y vase.! ¿Qué es esto? venid.. i irdián recapacitando). un año. ¡Una mujer.. ¡ Una mujer infelice No me abandonéis .- No habéis . Entrad.. El Padre fleto os envía?.. LEONOR.. bi rmano lego. Obedezca. LEONOR.EL DUQUE DE RPVAS. Sentaos un momento al pié de esta cruz su sombra os dará fuerza y consuelos. d PADRE GUARDIÁN.. Señora vuestra agitación comprendo. 45 Que |. alzad.. cual hace escucho tales lamentos.. pues. ¿Sois guardián ( sorprendido). guardián (asustado). (Lleva el Guardián á Doña Leonor. ruando \ 1 os uno.. mi: [. No es extraño. MEL1TÓN. este santo monasterio que des (La levanta el término pis Señora. solos. Soy una infeliz mujer. Santo cielo! ¡Una en este mujer. \ \.. Ya me C la echó de guardián. benigno los intentos ESCENA VII.. está tan 1"' . vuestros infortunios creo.. hermano. y la carta que el Padre.: qué ipoyo. .de< idme. qué amparo prestaros puedo yo un humilde religii encerrado en estos yermos? . A si vos. leonor (muy abatida). >>s GUARDIÁN. de todos mis infortunios.. no. añosa esta puerta. leo:.. jamas: contad conmigo.. Ya no me sigue la sombra sangrienta del padre mío. pide amparo y remedio. LEONOR. Doña Leonor de ¡ Vargas?. De DIÁN.. Ni permita Dios que nunca tan duro sea mi pecho.i. que hoy se ha cumplido.

i ncuentran ali\ io. • i v . Dios 'le bondad se sirve. Al momento llevadme allá.Al roilES PRAMATI i ! MPORA! | una unta penitente tranquilo. N un instante de d quien n idea n<> i y un ai: . en el que aunque Santo nombre i de mi Padre San Franí que fué su albergue. Si . en ese hondi • r Aún los existen en su seno humildes utensilios que us l. bija sí mía. I )ii is me Padre manda.. diAn. gobiei ii". ¡Olí doña Leonor de Vai ÑOR. Padre mío. ite en el bul! ilma Y al . Y en tal ¡ay de aquél que de un delirio el momento... rada. insiste.1 qu( se le hii ieron. misino! vez se engaña á nes de este mundo fugitivo. • limpio. mía I ve • «s m grandes sacrificios l<>s exige de mortal) s. I brota apacible. i|>lo.. En nui un. . \ Be le aplaca lo mismo en el claustro en el di aierto. ¿Insistís? es inmutable.i santa a su un arroyo cristalino i . > .

GUARDIÁN. y una alusión. veng ti cuya omnipotencia narran estos cielos estrellados escabel de vuestras plantas! .. | Si c<<n la cruz. Mi desgracia en toda España . y aquí respiro. Si no me acogéis benigno. ) Acaso aquel caballero. | Pausa.) | ¿Y la boniLi. los i lia ti que en Córdoba os ha un año oculta ? Vuestra voca ion es firme?.. ¿ con las esposas de Cristo en un convento?. no. Mi confesor venerable que ya mi historia os ha Y más segur' no fuera. ¡oh.EL DUQUE DE de continuados peli jros. que cuando soy de esta casa humilde prelado venga con resolución tan santa otra mujer penitente á ser luz de estas montañas? .. una seña. aquí.... Padre.. una mirada suplicios pudieran ser que me hundieran del despecho en el abismo. nunca. I 1 I <NOR. el cielo Mi resolución es firme . y cumplirla ponerla en compromiso voz del cielo me manda. ¿Qué pronunciáis?.. manchado con sangre del padre mío está. Dios eterno? ¿Será tan grande y tan alta la protección que concede vuestra Madre soberana á mí. Sois muy joven . : aquí. GUARDIÁN. ¡Oh martirio! Aunque inocente. vuestros hermanos. Renuncio á todo. remordimientos.. 1 )ios eterno. salgo de este desierto una voz hiere mi oido voz del cielo que me dice abraza . suena de modo distinto. alimento á estas montañas vivienda á estos precipicios.. á quien todos llaman santo y con motivo mi resolución aprueba. LEONOR. No. y nunca. GUARDIAN. . . y.. No Son tantos . ... qué . aunque cual vos al principio el los requisitos trato de desvanecerla con sus doctos raciocinios.. v más conveniente.. Entiendo.. hija mía. tan bienaventurada ?. vivir sino donde nadie viva v converse conmigo. ¡ Mi muerte solo anhelan Bendito se ds. Aquí.. de atro i RIVAS. Padre Cleto. jamás!. que para entrar en el claustro se exigen.1 Leonor. No LEONOR. No no habrá fuerzas humanas que me arranquen de este sitio. mi intención han madui y esfuerzo me han para hacer voto solemne de morir en este sitio. pecador indigno. 47 de reflexiones conmigo GUARDIAN. Mas de vuestra casa el brillo . . Dios mío! Aunque me encuentro inocente. aquí solo. . No me por abandonéis. no puedo tiemblo al decfirlo. y á vuestras plantas me envía para que me deis auxilio. oh Padre os lo suplico.. GUARDIÁN (levantándose y aparte). lo he dicho. ¿quién lo que el cielo propicio aún os puede guardar sabe? piedad pediré á las fieras que habitan en estos riscos. mi voto inmutable y fijo y no hay fuerza en este mundo que me saque de estos riscos.) ÑOR.. ¿Será verdad. No puedo sin Es inmutable la ..

tambiéi 1 S( 1 \A VIII.. .... • . á nu es apulario it. - Pues qué . hija Y quién p mía mu que al punto ¿ ... -i ¡a mía. ya las cinco son'. Hermano alna el Melitón.. i tronara la la Cuando \im>i mismo penitente anti . \ ¡stió el temblando.Al [OKI - DRAMÁTICOS C0NT1 MPOUÁN DIAN. y indo «oiiti nuestra n murió ft l"s dos meses. n la iglesia ella Mas ames recibiréis el en! raí una ¡ V nadie mi absolución.i ME LIT I .. horrísona tormenta el enlutando indignado «le la e y un rayo desprendido de l"s bandi v el tercero.> tervo. sin tardanza llevadme. |ue Bien: oh Padre encontré donde esconderme pueda ¡ I ¡os del mundo. posl úla de : la iglesia l. de día. 1 [ola!.il del brazo «'im luiaieron al albergue '-amo al ¡ momento una . Al punto sea. : tente . i sitio lleva :. mita i que ya la luz del alba se avecina. .m 1-rau - ni me para a la puedan sama gloi y penitente vida que con ¡ísiesuelta. a que no han dado. S el sayal de l'. conducidme. y luego pan de vida y de salud eterna. i 6 bra.

al punto ü< n podía i.EL DUQUE DE Ml-. hermana. penitenti . hasta las CÍDCO esperar difícil su ilumine bendigan sciá encontrar un pecador tan urgente.) FIN DE LA JORNADA SEGUNDA.. . de Dios. l En mi el vida he replicado. .. .l.li RIVAS.. ( Vase. entremos. (conduciendo <í Leonor hacia I" if. i.lesia). Vamos . en su misericordia confiemos. ¿Yo?. i asa vamos.

EN VELETRJ Y SUS lid abandonado. 1 I |. y duro. \/\ ientr<i i . 1 .." un gran punto. parrdei ruarán colgado.u\ DED0R1 S. Y a] avío.a 111 figuras. i. LA ESCENA ES EN ITALIA. 4.1 la l. muy bien pensado.ORNADA TERCERA. i d CAPELLÁN. rn mrdio habrá uní mrta con tapetr vrrdc . •™i. ' rtt. rn drtórdcn . nueve rda. 1 SCENA l'KIMl KA. !r¡". Como W. do. uniformo. :q ii< Tiro. oFici. ¿Me entienden us- TODOS. En tai \.i ii 1 hay que ju^ar ases :.i 1 escalera." 1 ié fino es usted.. ties a . vamos á ser todos tedes? unos. 'Mi I ALES alrededor y uno dr ello* ron li baraja en la mano..i la derecha.." Y aquí OFICIAL 3.° si i . d( gente en . un run .. . habrá otra.:\ ido en cuanto i me ! planudo: no he tirar una buena que es de plana mayor. OFICIA!.' 1' N' riel i)iic h. I" que i jun- ES< LOS DE ENA VARGAS II. 01 cámara ni. más obediente que un recluta. muy dtfrisii ). y trario de 1>>s pobres p ilíes ." A enii el . y mas florida que el mi mu baraja id bobillo.M a. Pues para jugar con ti tengo baraja preparada. candelera* de bronce con vcln de tilla. dciocupadai.

pues. \ o. OFICIAL I. haciéndole OFICIAL 4. á la izquierda. Juego." Á \ la izquierda siete. .' á la derecha el tres. DON CARLOS.' ( levantándose y sujetando la baraja I. S> Sea. que nada vi. Yo lo gano. ( muy y bien llegado.. Se declaró un juego eterno que no he podido quebrar. ¡Qué casa tan indecente! (Aparte. Buenas noches. | Rey á la derecha . Pegado tras del cinco Va salió la vitla muy maldita. DON CARLOS. oficial i. le Por de Barrabás. don Carlos I. (Al banquero. hicisteis. . ¿Con El que nunca se aprovecha de tales gangas soy yo. Tiro OFICIAL 3. DON CARLOS. No. I. OFICIAL I. con tiento. oficial 1.. en cuanto me Se afufó (Barajando. esta el caballo. ¿v el Señor capitán concurso? OFICIAL Pegarle fueg> OFICIAL I. caballeros. sienta la derecha la sota.EL DUQUE DE RIYAS. CAPELLÁN." 1 Tiro: á la derecha el as trampas?. OFICIAL Tiro. y siempre salió á ganar Sólo el verlo me rebota. buen brinco amigo. .) Estoy vive Dios corrido de verme comprometido .. y á la izquierda la sotita. Don Carlos. deshancó. Ya CAPELLÁN. i I IRLOS. Juego. Vuelve su carta. Cuando Vamos. OFICIAL _'. Vamos. el Á la izquierda cinco. Toditos repletos van. nueve Levantándose volviéndose á sentar. . Veinte y dos veces salió y jamás á la derecha.. Á Sentaos. quebró. señor banquero. Oué bonita carta es ! y ya sólo estoy aquí para rezar el rosario. DON CARLOS. .° ¡Tengo apestada la man<> (P Tres onzas. V yo en el juego contrario PEDRAZA. me empeñé. ( sale descargada. una sota del infierno. : carta tapada? oficial 1. ¿Quién osar. I.. nada se debe. v trampas no sufro yo. Copo.. OFICIAL 3. dar." ! OFICIAL á alternar con esta gente. DON CARLOS. que he ganado mi dinero. (Se iodos lugar. OFICIAL 2.

Le infelice soy p da. [desventurado ..i'l t.i los i]ue a . ' ¡a mtM lm . !•>. . i idalquivii ' atormentáis mi mente!.V. una cueva de (

Related Interests

ilr: ladi amor y ambición ardiente me engendraron de concierto. .\: upitjndr grj- mJrr. t< debe muj del felii . l.il desacierto. nixhc «I muy OKvri. | ido me ÓÜÓ el destino. Cuál! pronto muerte pri con su guadaña feroz mi cuello hubiera segado 'ara engalanar mi frente allá en la abrasada zona i"ii la espléndida corona I todos | tomando el l<ts tspa I Muera. uno solo nada m. Entonces risueño un día.' 1 idftndiindo in valiente del imperio de < tecidente . he en que \í de repente .l. ¡ . qui fundo con intención más impía! Así en hadu abría luz el mete una .il 1 ambiente blel : l.. i "ni" en pena ii" llena bjeto rriblí Al que tranquili iniquidad • vive entre aplausos v «le > hoi inocentes am I . edad de la a cumplir la obligación que un hijo tiene acudí: mi nombre ocultando ful que es un crimen) á salvar y en la i i la i vida.. DON \[.. Aparco . yo que buscándola voy no puedo encontrar con M.i he de obtener d<- da. "ii tan contraria fortuna 1 m EN que una cárcel fué mi cuna v fué mi escuela el desi< Entre bárbaros I l \ III.lti hOl ' mi me la dieron que un trono soñando vieron v un cadalso al despertar.'.Ir fondo . tirana int< n dida de que un punto el b"rror que le en |l .. sillas.is . mil er! indo infeliz nací nací pai Si i aquel día de pl tlisfnit. y étsembara pero con i t.. apura el cali cuando es más fuerte y la muerte sus dichas huella sus venturas ati"pella..is < ella. v la latí. sayón • .M s DRAM l <'\ll MPORAN1 OS. > tan insufrible vital rí. muera insolente. | que uno solo he K'Hl'iir lll huí fortuna hubiese fijado.i.

Entré sin pensarlo ciego en un casuco indecente. y no saben que mi ardor ! Nada siento. cspidaí Socórreme. saciad el furor. DON CARLOS ¡Viles! (dc:. lo diré . ¿Qué tengo? ¡Terrible suerte Que en ella reina la muerte . con las Cielos. '. que triunfe Carlos ó no? ¿Qué tengo de Italia en pro? de cierto estaba perdido. . por ventura. viéndome siempre en el fuego don Alvaro. DON ALVARO.) DON ALVARO. empeñado en una guerra por ganar mi sepultura. qué carga es el vivir!. señor. don Alvaro. DON ALVARO. ¿Y herido estáis? (reconociéndose). don carlos. don carlos j Socorr Ái ' i don varo (desenvainando 1 la espada).. Y no fuera maravilla: eran siete contra mí y cuando grité me vi en tierra ya una rodilla.t¡^).EL DUQUE DE mis breves dichas huir . aquí á mano diestra. ¡ DON CARLOS. en extraña tierra. suena ruido de espadas. DON ALVARO.. sin vuestro heroico valor nombre.. Ya caigo . DON CARLOS. Huyeron.) DON CARLOS. ¿Estáis herido? DON CARLOS. gala del sucio andaluz. ¿Qué me importa. DON CARLOS.. Qué clamores Que (dentro). Sí.. don carlos (dentro). señor. Mírame desde tu altura sin . (Éntrase. mi Leonor. de esta extranjera campaña Llámanme la prez de España. Solo el ser también voy por caballero. Si el mundo colma de honores al que mata á su enemigo el que lo lleva consigo DON CARLOS. ( de un militar campamento.) vuel- Don Alvaro y Don puede. extrañe perdonad que un hombre de calidad cual vuestro esfuerzo demuestra . ¡Oh. Óyese ni ido de espadas.. RIVAS.. Asesinos. 53 ESCENA DON ALVARO y IV. ¿Quiénes eran? solo es falta de valor pues busco ansioso el morir por no osar el resistir de los astros el furor.. francamente fué contienda sobre el juego. y Carlos. (Envainan. tan vecinos ¿por qué no puede. disculparme vinieron á convidarme y accedí desalumb . Mil gracias os doy. que ya eres ángel de luz junto al trono del Señ< r. á los peligros voy porque desgraciado soy. don Alvaro (sorprendido).. ¿Cómo osaron. .. que oigo crugir y si acero de la milicia borrón.. ¡ ! y á la muerte busco yo. . Muera.. : Os ! Traidores voces (dentro). )árselo quiero. atraviesan dos hombres la escena ven á salir recién lle§ : COMO fugitivos . Cuánto oh Dios cuánto se engaña el que elogia mi ardor ciego. el tal gazapón donde solo va la hez la canalla más soez entrara en ..

roces que gozáis de aventajada hidalguía.¡ i mi tienda. señor. lie ti. Me voy mi regimiento. ::ipaña id. CAPITÁN.d i ortéa valiente ai \o de : uestro rojo ardiente 0. de tambora. teniente coronel Y por de los todi i el campamento el y del general Bri tambores i son cea ingre con ¿1.it.. Y la gran ortesanla que en vuestro trato mostráis. varo. sefioi . DON ¡US ( VKl OS. i ontad que me <in un carrera sin honráis muy altamente.wnpjñía dr ¡nfjnrmj t -i II.i donde os admire \ o :ni ejemplo y dechado. que fui. ( seré en.i amistad. bizarramente comprendo que seréis muy buen soldad". y a ¡ \ uestro la lo l. si sois \ i u. . EL . i ! EMPORANI OS.) Venid pues des . . I ' l!l 1. ) DON CARLOS. ¡a v aja á Ujos tocar '¿enmxla A la tanda Avendaña. \ I toada que llegué i que llegue solo i . DON ALVARO. M lento '. que he ven: I dos Alvaro. i ( . \ I lo lejos rl pueblo de Vclrtri y varios punto* militotga la . vuestro nombre i suplí Tanto honor sera me eo primero Sien: lis ile i obligaros.i Itali -. menú un riiufim cjmpo de Italk al jmjnwff. es he encontrado i ainada asi contra tantos combatiendo á quien la vid. * I ! VARO. bien asistiré en . ¡ a la a formación. MU). \fattt. tU. Y la \ C"ii ella favoi .) mUJ eJ coito . \ l» pn donde quiera encache* 'i Y llegue >le anhelaba <lc i español tan valiente l. ) «leí regimia I 5( I NA V. l ¿unos cuerpos oV tropas crutin Ursteru. que sepa \ . . el mfo mi que i alba empieza a aMim. Empica á amanten.Al roKES ¡>K\M <0. .

Related Interests

ante. t.» lie debi : ! • 1 hombre bien nacád • - •• Al m .

VI.Nri-... al puerta de alcoba. permaneceréis nueva orden pero si los enemigos arrollan las guerrillas y se dirigen á esa altura donde está la compañía de Cantabria. Las guerrillas también retroceden. ¡ Av ! si no me engaño. colocarán la camilla escena mientras los granaderos entran en la la como DON AL- capitán de granaderos del Rey ha caido muerto 6 herido. El ayudante se apea del caballo. todo. es el ayudante. aquí hasta Sí. le conserve. ¡Con qué denuedo!. — TENIENTE. TODOS. : . . y coloca la compadel teatro. á ver.. cumpliré con mi obligación.) ( el alojamiento de un la superior. Está reuniendo la gente y carga. Yo distingo que se arremolina la compañía. .. y la acción se como un energúempeña más y más. Firmes granaderos. ESCENA CAPITÁN'. lleno de polvo y capitán (toma el anteojo). que nos desalojan de aquel puesto. (Vuelve á mirar con teojo. flor del ejer- SUBTENIENTE. marchad á socor. ) El ayudante ha recobrado el puesto: la compañía del Rey carga á la bayoneta y lo arrolla . que es la CAPITÁN.. (Vase Á ellos. mucho cuidado. (Salen los oficiales de las filas y se minen mirando con un anteojo hacia donde suena rumor de fusilería. TENIENTE. y al momento mi cima. CAPITÁN'. anteojo y mirando ESCENA El teatro representa trente estará nas.. Silencio.) . Se va galopando al meno. el día. DON CARLOS. con un ordenanza detrás. quedan otros CAPITÁN. Don Curios. DON C IRLOS.) Sí. en su lugar. Firmes. CAPITÁN. ( Mira con el anteojo. Se aumenta el tiroteo. . hacia Yeletri. i. (tomando con él el ). Parece que lo entiende este ayudante. ) Á ver. ni: kivas. niente. cierto. viva España (Marchan. Y que ha va mucho silencio. rerla á tmlo trance. (Vause á la alcoba dos dé los soldados y Á ellos. Y me parece que ha de ser el muy caliente. al valiente Don Fadrique de Herreros que pelea como un desesperado. SOLDADOS. Como que llevan á la cabeza á la prez de España. dejadle aquí. ti: ni alcoba a hacer cama. vaya usted á reforzar con la mitad de en esa la compañía las guerrillas que están cañada que yo voy á acercarme á la compañía de Cantabria vamos vamos. I TePero por este lado no va tan bien. lo veo claro. Viva España. SOLDADOS. a ellos. fuego Dios nos cito. ñía á un lado avanzando una guerrilla al fondo Uno corre á caballo hacia allá.NM Sí . !ÁN. SOLDADOS. y retira en sus brazos al capitán Don Fadrique. VARO en medio de la la maleta de pondrá sobre una mesa .. . veo huir á los alemanes. No debe de estar más que herido se lo llevan . descanso. (Toma el anteojo y mira. Con mucho. viva Ñapóles! SUBTF. y con brío. Bien combaten los granaderos del Rey.Nii.. á ver.. Nuestro es TF. ) el an- |ANO. Está bien. EL CIRUJANO á un lado y á otro. la VIL oficial Pues los alemanes cargan ala bayoneta. capitán (mirando con anteojo).. Señoi capitán. muy el cansado: un soldado traerá y la Á ver. practicable y con corti- Entra DON ALVARO DON CARLOS herido y desmayado en una camilla llevada por cuatro granaderos.el nrní TENIENTE ale i cabillo . 55 y EL SUBTENIENTE: DON CARLOS SUBTENIENTE. claro. y creo que retrocede. \ Dios. Granaderos.

muy pronto cui i iblecido v bueno loria. aplica • iperen. CIRUJANO.) . me habéis hecho CIRI 1 ! ( St dtsr Ya CIRI lia otra vez se desmayó. y en el oiio pensar debo. el premio que mere* en.. Ya 1" esta. — Vuelvo <í á darle agua y <í aplicarle el pomito lus narices. | me h Santo i ¡i 1"' Ahí.Ai rORl - DRAMÁTICOS CONTEMPORAN Ánimo. salvadle.. rique. ¡Dii 8 eterno! (Se desmaya..lo 1('S g|U Y ti . ).ir con mi ol CIKl Llevadle.. esta lista la ¿Aún no cama? la ali DON CARLOS (mirando á 1 1 su vida. |Aj D m \U\ rande mal de Avendaña.. Clkl ¡Ay de mí! (Volviendo | en sí. i uentro i Alvaro (muy agitado). con una lea encomienda se adornará vuestro peí de Santiago ó Calatrava. y os CIRUJANO (á a_s< cuatro soldados).. jué? ¡ \ ¡da ¡elo. la ¿qué tendrá' ¿qué tendrá. U. . Si lozano otra vea e muy pronto cubierto hil de la ie mw habéis he de palmas inmar v de laureles eternos. jamás.VARO. de mucho dos carlos El (susfenso. • :<ei. Al momento. 1 . Que no le habléis más os ruego.. ¡ente iLVARO (haciendo esfuerzos I .) '. tal galardón. i lnc qui ¡e mundo.) ¡o que en mi siento. aparte). peligro? (Al ciruja- nombre de Cal itrava CIRUJANO. no de Calatrava jamás.) apurad ilcl arte. los soldados). (A Don Carlos. ooble ami inimo y ali Pronto. no. nde aún tiene ba me tía muchísimo tai i No resentan puede esperar más tiempo. desmaya Sin quietud y sin sileti no habrá Forma de curarle. del pecho.. mtes de desprenderme .. (Salen los los dos soldados. ¡tiemblo! de terrible á sus oidos?. Ictn .i Rey dan todo .

) que en un favor tan solo anhelo. (Hace un esfuerzo Don Alvaro como para meter la ESCENA ¿Ha VIII. . hay un misterio impenetrable. don Carlos (al cirujano y Apartad. (Dale la mano. Ah !. . con sobre y papeles custodiadlos con esmero Calatrava el nombre por que así le horrorizó ¿ cuando pronunciarlo oj ¡aliara en el que le asombre? Y 1 momento que yo amigo. será eterno mi dolor.) DON CARLOS. Juradme por la fe de caballero que haréis cuanto aquí os encargue con inviolable secreto. señor. fuego. ih ) hallai eis de mi mal sello . DON ALVARO.. hombre singular curio tiempo que Saca Don Carlos la llave. esa. démosle gusto: dejadnos por un momento (Scretiran solitudes cirujano (enfadado). de hacerlo ellos ? no es posible 5foo la 1 . Yo os lo juro . DON CARLOS. >. (Lo hace Don Carlos.. Mi ted en este bolsillo que tengo aquí al lado izquierdo sobre el corazón la mano. vos sólo. el postrimer abrazo lios. que decir tengo. ¡qué rigor! tan bizarro militar? Si no le puedo salvar DON ALVARO. En un y al ella I. DON CARLOS.EL DUQUE DE RIVAS. I DON ALVARO. si Y vos. rasgos noté a sdas y sin testig* una caja que en el centro . . Don Carlos. .. mano en el bolsillo y no puede..) Nunca vi tanta destreza encuentro una llavecita.. adiós. No y á volver á hablar prometo. que tenéis tanto empeño en que su vida se salve haced que guarde silencio y excusad también que os vea... con toda el DON ALVARO. DON CARLOS. alma. Sin abrirlos. de un gran peso don Alvaro (muy agitado). Si. ( Pausa..) cumpliréis con lo que quiero de vos exigir. ¿Sin abril 1 ¿Sabrá que está deshonrado?.) ¿Halláis algo en él? DON CARLOS.... Pero sólo una palabra. aun lado el cirujanoy los asistentes. Si . Félix.. . Don Félix.. Dadme ). Al momento I á la alcoba. pues se conmueve en extremo. al es] los daréis. Puesto que él me salvó á mí y desde el momento aquel que guardó mi vida él guardar la suya ofrecí. CIRUJANO. ¡Palabra me dais.. DON ALVARO. (Pausa. de ( . no puedo. él solo . Si habláis. sólo.)' Don Carlos queda pensativo y lloroso. Qué rayo de luz mí habéis derramado en este momento!. pues. amigo mío acabad. Entra también el cirujano. ¿Será un hidalgo anda! ¡Cielos!. y jamás otra persona de más arrogancia Peí o es y gentileza. quiero descargarme. es : (Llévanse los soldados la camilla. Don Félix. Amigo. ¡ . onces tranquilo muero. y en le el trato. que son dignos de extrañar. Es f . Don . en las armas.1 57 la vida.) Con ella abrid yo os lo rué:. de morir. ¡ a .

i todo averiguado: es el herido. si a palabra que iü' tan ú i i !....legajo est. no me pn ofendida: un h mbre la vida . ) i ontrai aquí pudi algún stino iirn.ii él en Italia ú( Descubrirlo .i fatal ... I •' < • ajilla. que un medio infame jamás el hombre bien nai ido.i I .. rompo ningún Ya ' aquí...'. .. No. ábrala. muí enjillí como de < rttrai . < u.. ie en ti mi es] tune solo una 1 aldabilla. vine anhelando ¡ mi honor manchado lavaí v mi empresa he de em] c el honor amancillando? si ndido en este. tui ia y disimulo. ieloe... I me conviene mi suelte ibre. la luz qoc lllar tino (asta sin ser indi! caminí) reconocerla •juc me el 11c nada ni il>- ella me es dado: me han hablado.ora. ¡qué voy . donde venga i mi n i Rompo • eata cubierl r.. en tu centro voy . y \ il •> orno acción indiferente \ Italia ilvó. ¿Y la palabra que >W (Susto ú unas. .1 une algún retrato ni sello ni ontiene sobre tiene .ni fái ilmente ñus pinta nuestra pasión una infame .. Pon Úvaro ila el retrato ha sido rte fingido. que mi norte me ha mar Y la míame.. Ya i -t.5 DRAMÁTICOS CONT1 MPORAN1 poi OS.. |me atribulo! .i abrty txclama muy agitado.is.i vengai de un golpe consigo indo la muí i ¡ahí. en buen hora aunque un basilis* aunque para el mundo '. i nadie 1" ha de sab< -i Mas. secreto.) losl. CSíl.tro abierto indi< udor mortal ¡ que sin hacer perjuicio a mi opinión me advirti Cielos. . llave bandola maltta. temblor hallar le hay!. pues. i mano m< di el me que . no me engañé : honor rea» ida : un hermai qué prueba mayor?..juc mipiílc abrirte n. si l... ('•ni la mas clara encontré.

(Se no es la herida tan mala cuál me pareció primero.L IX. C1RI JANO..) v - (le abraza fuera de si ). . más afán del que imaginar p Albricias pediros quiero FIN !>:: LA JORNADA TERCERA. Se oye ruido. para que yo se la quite. y queda en suspfti ya en la le he sacado la bala. Feliz l me hacéis: i 'api tan. el retrato ( Vuelve á clocar los papila y muleta. . rn ¿De veras?.EL DUQUE DE RIVAS. 59 la enseña. CIKI que sale- amigo-. ESCENA h..

. CARLOS. sin ventaja DOS CAKI. i verda 1 vivir en ociosidad no cía honroso para mí. ote enfermero: ni porque ayer no os dije que iba hoy á dai es) una i m hijo • Como tanto me cuidáis. y de alta acabo de darme ahora mismo en el cuartel. DON CARLOS. ll ni . LA ESCENA ES EN VELETRI. DON cari ¿De veras? . itud de mi pecho. dt alojamiento militar. que os opusierais temí. El Icjtro rrprr»cnti unj uh curtí. l. ¡cómo os t sentís? don Alvaro. ! un enemigo cualquiera. • lililí.i DON CAKI no OS din hay asomo de lia . . imitfo.. . •'1(1 ALVARO. ¿Os enojáis. . que pudiera H<>y que vuestra cuarentena úñente cumplís . mplet&mente buena?. en la cal» • RO. ESCENA l'KIMl R N \. ¿Reliquia alguna ile c de suerte.[ORNADA CIARÍA.. que en casa del coronel he estado ya á presentarme. haber tan: t< IX-1 «lo restalilf fuerte os halláis? no. Y estáis tan repuesto y fuerte..

Aconteceros pudiera sin el título morir. ¡te. os atormenta. quedemos ó dentro ó fuera. Vuestra turbación es harta. no evito lances de honor. enemigos personales con quien probaros podréis? Vamos pronto á combatir. Vamos. ¿Y usurpar con un engaño mi amistad.EL DUQUE DE algo. el . DON CARLOS.. (Confuso. Ah traidor!. | Ah fementido! Si V explicaros. Á la descubierta vamos DON ALVARO. de mañana... temblar. y enredamos un rato de tiroteo. que sólo he de titular después de daros la muerte. que los que nacen honrados DON CARLOS.. DON ALVARO. ¿ 1 [abéis recibido carta el de Don Üvaro indiano? .. DON CARLOS.. infame. — DON ALVARO. señor don Carlos. v esta olna siempre con calma. que por vuestro crimen es de Calatrava Marqués: temblad que ante vos estoy. Respeté vuestros papeles sellados. >. comportarme ¡ ele otra suerte... capaz de entrar en acción palpita mi corazón del placer se portan cual me | El retrato de la infame vuestra cómplice os perdió. DON CARLOS. y sin lengua me pidió más alto lleno. moribundo . De esa suerte no me permito llamar.. inadvertido. DON CARLOS. un que yo débil.) DON ALVARO.. Sorprendido tenéis.. Disimular fuera en vano. sin ir tan lejos á combatir que no hay tiempo que perder. Sabéis que busco la mu licito que los con vos necesito que Os lo está á la más voces diciendo conciencia que yo.. ¿ \ lo Mas no quién le faltan ? que me decís comprendo...... que Solamente no quisiera que os engañara el valor y que el personal vigor en una ocasión cualquiera. No sé sí me Las deseo. RIVAS. amigo.. ais pensar?. ¿ No tendréis sin ir á los imperiales. que en el alma del que goza de hidalguía no es furia la valentía.. Al veros bueno.. DON CARLOS. pues... ¿Queréis pruebas? DON ALVARO. La prueba se puede hacer. Mas esperad. Don Carlos de Vargas soy. Es perder . don carlos (con vehemencia). y que acaso os descontenta el que yo tan bueno esté. furor. DON ALVARO. suyo y mi honor reclame. indiscri b DON CARLOS. DON CARLOS.. pues que estáis fuerte. señor Marqués?. honrado ha sido... Vamos donde mi DON ALVARO. DON CARLOS.. si nunca fui á buscarlos. lo extraño. No os entiendo. ¡Al contrario!. No DON ALVARO.

principal i trollas \ tan poderoso agente ai en laa dones del ente que unii • mal. exánime y sin aliento . ic?. Y. don carlos (turbado : de nobleza y pundonoi ). nos están mirando i i desdi.i • i le hirió solo su destino. to. i un aven: UidO.. impudente im|> uto. < me conocéis. iquel ángel divino ¿Y me ni seduje ni perdí.Rl S DRAMÁTK I I MPORA! !¡. de locura. Aquella noche terrible llevan tola yo a un convento. Tuve en Gelves larga cura.. .. si halla en su contrarío ? un hombre mi inoi ven esa ciega demencia que os agita condenando. ¿Mi hermana?. Pues iinn li" repugno yo desnuda] el '• r.. VRO.ii me i>ic ••ti i • no. ¿Leonor?.el cielo bre. y < no '. de puro fidelidad bien cruel i veloz le aJlf de sin^ie y sentido. ( |ue ron vos aquí no está . ido. lo tengo aclarado ya lia mas ¿cuándo muerto?. un negro.r Ambos .n el hombre que primero dulce amistad me inspiró... Ál.. fiel ties heridas raí: Si un lecreto mist< dido. M \ \KO.. . ..n la pude salvar. embrollo tan fosero . ana de mi único bien v bu] I la suerte '' qu* muerte olivar. si el "lelilí". hei \ u' Mi" padre n el i . v . d.\ 'ARO.t»li fnroi advenedizo. ho tengo ahoi m no he de omitir i de II iplacaí < "ii ese fui a qui •lar inevitable • alpable.. ido.. muerte sr trabó al '•alu un combate horrible del olivar Y que infui entre mis fieles criados \ é insull los vuestros irritados. altan '.

callad!.ien lo podéis ver patente La muerte de la malvada. que vos estabais aquí. ¿Yo al matador de mi padre y de mi honor ¡ludiera hei mano llamar? Hablamos de la ley que se acaba de publi- . misma espada que pero ile cierto indagué que al verme llegar huyó. Lo juro . l'. Yo os ofrezco. tais. )on Félix.. 1...... | don ílvai Callad.» y 4..... 1 mi e ni-: RIVAS. Después del funesto día rdoba con su tía mi hermana ha vivido un año. muy pronto la encontraremos. . El TENIENTE. loco? ¿Qué es lo que pensar osáis? ¿Qué proyectos abi igais? ¡nciic Ñapóles no se chancea: nada menos. mi amigo. tiñais.nie est.». DON ALVARO.ii. i OFICIAL I. que debéis tomar de mí. ." de sangre.... \l á una paseándose delante del armero . Continuad. don Alvaro f muy conm ¡Amigo! lo juro'. Vamos. Muy Vive: ¿v qué os importa á vos? pronto no vivirá. Don Úvaro . ¿Vive?. en cuanto acabe con vos.' ¿Me tenéis a mí en tan poco? Ruge entre los dos un mar [Cómo pena de muerte? OFICIAL 3. cuando á conocer lleguéis Demandad perdón al cielo.. Si infame . OFIla más el alta mi hidalguía CIALES un edicto i. I á buscarla. Pues que vive vuestra hermana DON CARLOS. ESCENA El teatro representa la ¡ II. en mi nueva agitación. Félix! ¡Ah!. Félix. ¿Vive?. sí.. en una esquina y que llama atención de todos. ¡Oh justo Dios! DON ALVARO. Salid. ¡Señor!. [Don ¡Don Carlos!. la satisfacción es llana DON ALVARO. almar mi furor? (ño.i la buscaré. ciones.. ¿Delante de mí osasteis?.».. no es primei grande español le redo en jerarquía . DON CARLOS... sí. y pi rseguirla he dejado.. tras de vos \a á morir. :.... me llamo mayor cuidado. Pues no será vive Dios.i hablan entre después de leer que trono del mismo sol... Don Á vuestra tumba venid. >os meses há que fui yo . ¡Oh Ni la afrenta! Aunque lia fuerais rey. direcparte v otra v la «ente del pueblo cruzando en todas en grupos . . DON CARLOS... y n<> la hallé. yo os juro que no os arrepentiréis. soy inocente! I DON CARLOS. ¡Oh!. y en santo nudo estrechemos la amistad que nos juramos.. que tengo brazo y espada. L< .. DON ALVARO. ¡Ah!. ¡Don Félix!. poi <iu< sabiendo yo allí . en A el un lado y frutas y centinela otro se ven tiendaa medio puestos de los oficiales verduras ¡al fondo la guardia del principal. . 2. Tolerad que el nombre que en amistad tan tierna os unió conmigo. l£l c qué?.1 i i al j punto l. de mi venganza ros Q0 me matáis. A buscarla juntos vamos. ¡Don Félix!... m. y mi origen excelso y puro. DON CARLOS. 3. use en esta situación.1 el SfBTENlESTE la y l'EDRAlos ZA se reunirán un lado de fijado escena. plaza principal de Veletri.. mientras si ." El rey Carlos ds !. cafés. de vivir: no. con vuestra sangre en su corazón. Libertarla anhelo de su verdugo.

i campo 'le > batalla. |uc la ley c^ dura. PEO RAZA. . | TEMU OFICIA!.' 1 1 [ola ' ¡Qué allH>roto es aquél? Vean • ustedi tra vez. bit y veras? Si oye ruido. el tal Félix «st. didad.t dar I un |m Félix te el ton Avendafta. <ha! TEH1 ¿Qué IZA.erra..) . 2. es Según dicen. —Todos vuelven á la escena. sin . que entra en elcuerpi> de guardia. habilidad que se h ejéi i acreditado de ser mejor cirujano del - hasta do han llevado siempre 1<> peor loa icciolo. granaderos del Rey onvalecientes. le encontré. «le p Bien puede.i- l que .. . I. va á hacer un gran regalo.. Sin fol «luda algún preso. DOS. le - ha vida con su prolija II esmi 5 napoutan rey de M. n té es el valiente Pon Fadrique. ¡ I >e se M. la Uevaí También del el «i pu« . . tan en la es- SUBTENIENTE.VUTORES DRAMÁTK i BMPORÁN TBN1 I i . BUB además ile haberle sacado del lo i. n. ¿N«> es el capitán de el que traen pn T«>i>os. iba «le como bada Alameda ayudante . todos se ponen de arremolinan mirando hacia el mismo lado. 1 lace un rato que la dura. esfada ni cuerpo de se atraviesan la escena. bastid prima medio de salen el capitán Preboste y cuatro ellos preso. andaluz. de mi \o hay duda.. el de la multitud. v entran en ¡ue está al fondo: mientras tanto des- leí teatro.i aquí con nombre supuesto y es un . y el Ayudanle muy neo generoso. es aquello? . ¿Qué veo? PEDRAZA. SUBTBNIENTB.ui' o perderá. pues según me ha dicho un ato de mi compañía. Pero. muerte }>or que caiga. soñando?. mué Da <le na muerte por ser lie marqués riquísimo de Sevilla.

. .) uardia ¡Qué horror! '. ¡Imposible! ¡Con su amigo! Sí ..EL DI QUE I)!- RIVAS. Lo que es el Capitán tiene malas pulgas.. . TODOS. SUBTENIENTE. OFICIALES I.. tanto españoles iblarán al Rey. TODOS. y su amigóte era un poco caliente de lengua. ¡ el Caso extrañísimo El desafío ha sido con teniente coronel Avendaña. ¡ la ha hecho buena ! Mucho tomad una Don Fadrique. ya está fresco. vamos. vamos á hablar con ellos. sobre qué habrá sido el . Sí . OFICIAL I. Yo creo que el General. que sale del cuerpo de guardia y sabrá algo. i 1 ' favor de be haber alguna exdiente y bene- pues ¡ centinelas mérito. ESCENA El teatro representa í el III.. Hola Pedraza. Como Un insultante. ¡No hay esperanza! Esta noche misma se juntará el consejo de guerra u!. y los jefes todos. C5 PEDRAZA... más pundonoroso y más exacto que tiene el ejéri ito? ... Muerto le deja de una estocada ahí detrás del cuartel." V 4-° ¡Cómo! ¿Y con quién? Era un charlatán. TENIENTE. de vista. nada me han dicho.UNTE. Pero. Y como este es el primer caso que ocurre. PEDRAZA. un fanfarrón. el mismo día que se ha publicado la ley. Desafío. ! han entrado algunos oficiales del el regimiento del Rey sabrán sin duda todo En el café : lance . un lado el tabladillo y el colchón vera cuarto de un oficial de guardia . ¡Muerto! PEDRAZA. \ro. TENIENTE. y se reúne más lance? Ins cuatro oficiales).° mesa y el y sillas de paja. silla >>s : a estrenar aquella ley. y tal v< /.. i no cid mu prisión. Muy mala causa tiene. Muerto. SUBTENIENTE. ¡. .. Yo no sé. PEDRAZA.. ¿qué Ya El rey Carlos es tan testarudo!. ¿qué será esto? ¿Preso el mivaliente. se habrá una y en medio . sentó M ponga una ¡ atri id. el ídolo él O como Ciertamente es cosa muy rara.. ha sido? pedraza (señalando al gente <í y antes de tres días le arca¿Pero. Entran en la escena DON ALVARO CAPITÁN. nel. El capitán Ihrreros es con razón del ejército. SUBTEN1EN Vamos á averiguar. edicto. señor.... El primero que quebranta la ley: desafío y muerte. la may impañero.. Me alegro. SUBTENIENTE. que era un botarate. viene aquí Pedraza. Sei.. rvicio para ser alcaide vu Pues señores me temo que va ..

VARO.. Que mi debí la . CAPITÁN. en. temerario y un hombre nte.. ciertamente no se habla <lc otra mal Y aunque de aquí separarme no puedo . Diz que era un poco altanero. amigo.. sin . ¡< Hi l'i's! Qué o n qué ti"l>le geni | bú entre un dilm ¡o i. de balas i : lome en me de la muerte! i iiantO afán y terneza sentad" a un cabei eral (Pausa.i i .KO. \I. ¡ Ah I . duda tales con un agravio. 1 aún viviera fuéramos de nuevo .. La muerte anhelo. .... cuanto ile ti su diga es Era un digno caballero ile pensamientos muy altos.. ¿P( En un por patfbul mu de lmrla ol • l frtnlt y q ido... >. n Fadrique. \:<0. le amalia.il C U curar mi muerte rme por mal ilo en el muí ble en 61 ambos.. Sí. por ' No..iRl S DRAMÁTICOS CON! I MI ::iCllto uto. V la tendré. cual me a¡ Aun ]uc n de hierro ardiente me falta. Calmai Aún no estáis del todo bueno de vuestras nobles herí I Que he faltado. Y" . lemuestra DON ALVARO. in? Retóme La amistad íntima y yo también I I le he matado in que la lucieron tan estrecha. ¡. si . '". picajoso.) CAÍ ¡ Anulo Kn Veletri. ( '..

(Pausa. Aún puede haber circunstancias RIVAS.. sí. ¡Mis padres desdichados aún yacen encerrados en la prisión horrenda do un castillo!. mi cielo. aunque severo.. y roto y palpitante preparaba anhelante. mas ahora el brazo mío en mar inmenso de tornarlo acaba. Soy homicida. en qué regiones is? ¿Qué espero? SARGENTO. en que una excepción se haga á mi favor. Cuando con mis hazañas y pro restaurar su ( El Mayor. respira. de que la misma mano. de una ley tan justa. de un enemigo.. no hay ninguna. ! Mas según tengo entendido (ahora de mi regimiento lia dichu el Ayudante). la mano ay triste mía que te privó de padre y de alegría. acaba de privarte de un hermano No. porque la muerte merezco porque es para mí la vida aborrecible tormento. I nombre y brillo momento. que por castigo de que diste en tu pecho acogida á mi amor. verlo deshecho ¡ . el duelo. 67 ESCENA Y... y con su brazo mismo de su venganza hundirte en Respira. No. y colosos. soy reo. para pedirle. don Alvaro. me los Generales de acuerdo con todos los Coroneles. ¡Hora de maldición aciaga hora fué aquella en que te vi la vez primera . el abismo. muerte. (Pausa. desdichada ¡oh qué golpe te espera cuando la nueva fiera te llegue adonde vivas retirada. CAPITÁN. han de empeñarse ¿ Pero por qué militares tan excelsos que libre estás de su tremenda ira. 1 ( ' » . Mi capitán. que yo no derramé serpenteaba entre los dos. .) Ay de mí Tú vivías buscaba y yo lejos de tí muerte y sin remedio las desgracias mías ¡ ! . sí. lejos de mundanales afecciones vanas y engañadoras severo. Muerte es mi destino. han ido sin perder tiempo á echarse á los pies del Rey que es benigno. ¡Cielos! redoble.EL DUQUE DE señor. te he librado. DON ALVARO. y rescatar sus míseras . á que yo falté el primero? Sirva mi pronto castigo para saludable ejemplo. ¡Leonor! ¡Leonor! Si existes. y fúlgidos follajes que forman los celajes en otoño á los rayos matutinos! (Pausa... CAPITÁN. ¿Qué se ofrece? Dentro de breves 1.. en el como un ¡ soberbio templo de Sevilla ángel bajado de la esfera Mas ay de mí ¡ ¿Cuál es la ventura muerte que espero? sin La del criminal sin honra ¡en un patíbulo!!. de un verdugo feroz. don Alvaro (conmovido). y montes argentinos ESCENA LOS MISMOS y el IV. El interés de los jefes me honra y me confunde á un tiempo. CAPITÁN.) iré de Dios al tribunal ¿Y mis padres?.. despechado juzgaba! Mas tú vives.) n qué espacios vago. t cabezas. á tan duro extremo... de un decreto sabio.) en donde el trono del Eterno brilla Qué porvenir dichoso vio mi imaginación por un momento que huyó tan presuroso como al soplar de repentino viento las torres (Se oye un de oro . SARGENTO. ¿De veras? Con el alma lo agradezco. que justifiquen y entonces. Vau... y aún aguardo un instante de consuelo. ¿Y qué espero? ¡Infeliz! De sangre un río..

Vcletri.) Los jefes y generales ... ¡ército pudiera .. decís? ¿Tal piensa quien de militar blasona? • el rey Carlas la cal ¿Qué don Alvaro.. don Alvaro. t. Es un valiente soldado.VARO ll CAP en v roa campo de la batalla . don Alvaro. Injusta otra cosa fuera.. y el SARGENTO. ¡Estamos sorpren . No.. que van en aumento hasta en esta noche falle ESCENA el : VII. tos.DRAMATK no me VNEOS. \ nueva? CAPITÁN...! \i0.. ( Se oye un tambor y dos CAPITÁN. faltar á la disciplina es un gran capitán. CAPITÁN. aún mas duro que una peña ha dicho que no.... quce-ntri puede ser que LOS MISMOS \uo. pues nadie nadie le apea en dicicnd . extrema.. nunca. yo deber mi á una rebelión?. debilidad es me: CAPITÁN. don Alvaro. irle la ley suspti en favor de un hombre i que I . cuenta. En la los reyes Yo la tengo por muy justa. me da con afrenta la en un patíbulo infame. La ley es atroz. ¿Escuchasteis? CAPITÁN. SegUll y remedio. tiros. ina Humilde aguardo. SAKCI muy aprt«urido.. ni i . íc El desorden ya comienza. con/u el fin di. No será acaso.m extraña . i muerte. •cado ierra? r\N.. aún se \ Puede que su i arme una gresca. tan MtO. resuelto. r. Mas pudiera no ser tan tcna^ y duro. La muerte: la sufriré l . han estado en cuerpo á verle. que jamás jamás suceda tal desorden por mi causa. •• ruido.'in<> : cristiano m> tármela Dios el no ha qu ti M. | \ | \ VI. horrenda. Forzoso remediar era un abuso. ¡uc esta noche misma y tal vez un albii le hierro tiene Hasta. eletri se encuentran ¿Qué? don Alvaro. tiros.

palacio del Rey¡ hay una confusión espantosa. No puedo li ¡Denme una espada.i. ¡•TN DE LA JORNADA CUARTA. tomad vuestro partido. se aumenta eli nido. Imperiales mezclados por las calles. eterno ii nos paso como valientes. los centinelas y el ¡Alas anuas! la espida . no la lo mi en tanto desconcierto. ó á morir como es- de renunciar al mundo. RIVAS. y vuelve con ESCENA DON guardar los VIII. . hijos á abrir. un instante. i. Andan s nuestrosy Y . bo profundo yo os hago. si es vivir mi suerte. volaré á la muerte! \ uestra persona.EL DUQUE DE VOCES DENTRO. Don Fadríque. 6? pañoles. y de acabar mi vida en un desierto. desnuda.i i escapad.) CAPITÁN. \ las anuas! (Sale Sargento. el oficial ( j Vanse el Capitán. I . Vamos.

¡si I i tienen una fecundidad que asombra COJO.í mí. rezando el rosario o dándose disciplina.... Mis cuatro \ racii i MANCO. Á \ TODOS.. .. a fnMí . á mi madre haldada. mí. repartiendo con un Oi al al COJO .JORNADA QUINTA. X la ni el .. I Hermano Melitón I R.Wl DEDORES. i 0N\ l NTO DE LOS VNGELES comento de iiquirrda !o> Y SUS Al. •r. R. MANCO a la MUJER grupo de pobre. MUJER. <i< U derecha la ARDÍ \N'. y al eualera. que tengo ahí fuera han mei : ir. arremingado. |Hermano Melitón!. .. manto. que me duele la '. I que les doy con el cuchai . i ii .> bajo del Angele! . Á mi Ya le litón . Melil m!. guardián (con gravtdad). (Hermano : . an humildes. Debe ter d<el paleando* gravemente por HERMANO JO . nuestro. i me Dios! UBI I mí. que «tara aakf 1 5( i \A PRIMER \ •ni" yo.. Aparecen PADRE . mí antes. que debe ler una galería meiquina ilrededur de un ' nine. ¿También ha venido hoy Pues do nos falta i la bruja? GUARDIÁN. mí....

. eso es otra cosa.. Caridad y paciencia. á curar á mi compañero que se ha caido. ¿Hermano. caridad. y otro. MEMTÓN. basta. que el bendito Padre Rafaela los ocho días se hartó de pobres y más caritativo. ¡I lasta llaman ba de Dios!. Bazofia llama á la gracia de Dios!. MELITÓN. 'ios. GUARDIÁN. Puede ser que de cada guantada. y se metió en su celda. * )6mo cui. El Padre Rafael no MANCO» Si el Padre Rafael. GUARDIÁN. teniendo que cuidar del altar y eme asistir al coro. Lo mismo que restregarme siempre por los hocicos al Padre Rafael: toma si nos - Tui el do mañana. MUJER.. torna si Padre Rafael. vengan enhorabuena.. Pues si es verdad.i rÓNi ir Ahora no es hora de por por la mañanita . me quiere dar otro poco de bazofia?.. . ESCENA i II. Yo lo hago con gusto. 7' GUAI! Caridad.. Me MELITÓN. que son semilla délos perdidos! Horno.. mf.. desempeña un ejercicio de que se honraría un ángel. Pues llamen al Padre Rafael... que tiene sisiones. daba más. Padre nuestro.de la podía. Cuando nos daba la guiropa el Padre Rafael. vuelta . GUARDIÁN.... vayanse á trabajar. que no pudo aguantar ni una semana.i i. hermano. Viene entre ellos mucho pillo. VIEJO. va echando con el cucharón y cierra la f atería. Y por cierto no sé por qué esta canalla dice que tengo mal genio. i volviendo está el lut y cansado donde de Dios. mi'.i. Pues el Padre Rafael también tiene su piedra en el rollo. Los que están tullidos y viejos. Pero es preciso Y No me tomen las del caldero jeringuen con el Padre Rafael. los MEL1 No hay paciencia que baste. cojo.. MEI.. al sol.1 1 quiera tres días. MELITÓN. cuando salga á decir misa cojo. á fuera.... daca era -i tenia mejt r si modo. parece.. enseñarles los dientes. ¡Y hay algunos tan racia ina tientes !.. Si el Padre Rafael quisiera venir á la villa. entender en el repartimiento de . lo hacía con más modo y con más ten* de 1 El PADRE GUARDIÁN y el HERMANO MELITÓN.. Pasta. fuera. mi LITÓN (sofocado).. v sus pronti s. DUQUE DE RIVAS. li- Quisiera yo ver á vuestra reverendísima diar con ellos un dia. y les daré hasta mi ración el día que no tenga mucha hambre. Pues á fe á fe. y. no metía tanta prisa.i.. y vayanse. El Padre Rafael. hermano... y sus ratos de murió cada cual. Yo quisiera ver á un ángel en mi lugar si- hai to trabajo tienen los pobrecitos.... al sol... jastiales que pueden derribar á puñadas un castillo. Guardián. hermano Melitón. MRI 1 GUARPIÁN ..I i.) Tomen.. y otro.... CON (Juera l I i.. de guiropa. bendito sea el Señor que nos da bastante para que nuestras sobras sirvan de sustento á los pobres. Considere que en dar de comer á los pobres de Dios. que no os ha dotado el Señor con gran cantidad de ella.. y aquí quedó el hermano Melitón. . hermano Melitón. No diga disparates. MUJER. arrebañaduras (les reparte los restos y lo echa A rodar de una patada) y á comerlo Si el I .i rÓN. á hacer n la mañanita con la fresca. ¡Galopo!.. Padre Rafael quisiera bajar á decirle Evangelios á mi niño.

Ya. el retiro en que vive. ¡Pero el Padre Rafael! ueloa á auxi- tiene muchas lia tormenta en qu la ilir centella sin cui- ciones...imi- i leído en el il< moni ro allá en un convento algui ri.i- Vaya á ver quien llama. Y lo que es yo. asi consta de núesnui ipfritu.. m el modo ron que .) »r. se Le aseguro que no he UBI : tenido revelación. i. tien'. y Yo nada sospecho. I i • broma: una mirada ÓN.. (Suena otra valaeamimpio \ hay mas Limosn bó por hoy. i. i MPOR \M i »S. . se acalxi. 11 in he puesto rano. las tribulaY luego. bruenos que hacían : . pues entonces.. pues tiene unoa repenmirai di Y tes.Al'ToR 1-K \M\n.. hermano mío.. hermano. i portero? . msignado en demás de que raí piten tales milagí i hiardián de convento en que ocurrió el prodigio tuvo una revelación que le previno ile todo.. Con que tranquillo y no caiga en la tentación de sospechar del aquel :i pálido I y tan Padre Rafael. scitIJu que ule embolado.. abra la ) puerta.'tll- irse). J portería.. ma. S. HERMÁN de monlr . rto... una lia- guardián. . sengaños del mundo. . no he tenido •i ninguna.) ¿ me aturrullo. en 1 de la /< rteria. (Suena otra ve: la campanilla. ( I 'ase. ISO. I muy mal hi ESCENA El III. (Suena la campanilla • le dije . que son caldero.. luí Miaño mío. pre que le l mil lo >lc aquello que vueati refectorio.. modo que se e< . N ALFONSO. GUARDIÁN. Y \ ' I le viene nun i DIAM. las inuas penitencias. que :ic coa un indio MBMTÓN.

. e No in es un pecador contrito.. ¿Qué aguarda? Subamos presto. y vestido de fraile franciscano. celda de . pues..) El teatro representa la IV. iballero. Al momento. mente. No lo aci ... rostro lleno. Lo y ignoro. . dice aparte). Padre... con una estera dos. ojos vivos. don Alvaro (receloso). vera.. disciplinas y DON ALFONSO. ¿Á mí?. (Alto. aviso primen si i Se quedara tamañit al instante que lo vea. el alto. DON ALVARO. . Él me parece un mal hombre. y desde el pasado invierno en la cama está tullido noventa años ha cumplido.) DON ALFONSO. dice que es un caballero El del infierno.. escalera y ( El Hermano se asusta y sube la detrás de él Don Alfonso. Para mí mas que haya ciento. ¿Su nombre? MELITÓN. Pues ahora caigo en quién adusto moreno. radme a su celda . ¿Qué se ofrece? Entre hermano Melitón. y el en su mesa una cala.. ALFONSO. El Padre Rafael.. ( I porque esta en oraci disturbarle no es razón. ¿El gordo? ¿El natural de Porcuna? No os oirá cosa ninguna que es como una tapia sordo. Padre! (Dentro. y me huele á chamusquina. 1K>N ESCENA ¿Quién podra ser?. y en un andaluz rocín pero un genio muy ruin y un tono muy duro tiene.. aquí os busca un matón. Amostazándome va. melitón (con miedo). MELITÓN. Muy altanero DON ALFONSO.) .. ¡Qué raro gesto! Me da malísima espina. MELITÓN. DON ALVARO HERMANO MELITÓN.) .. l momento quien sea.EL Di "QUE DE RIVÁS.. (Entra. i ESCENA ¿Otro Padre Rafael? (Aparte. muy bien portado viene MELITÓN. DON ALFONSO. Padre Rafael está? Tengo que verme 1 . ¿Quién. á su lado ..) pues que abrí la ¡murta es llano. un cilicios colga- estante con libros estampas.. ¿Con cuál queréis hablar vos? ¡Padre.) que muy ternejal parece. MELITÓN. I - don Alvaro. que padre de campanillas con olor de santo ¡Caramba!.. (Muy enfadado. es. melitón (yéndose hacia la escalera 73 muy lenta- Tonto es este caballero: (Aparte. . Una tarima un vasar con una jarra y vasos. don Alfonso (muy irritado). Y aunque de portero estoy. hay dos..) don Alvaro (levantándose).. Padres Rafaeles. no me busque las cosquillas. V. DON ALVARO... apa- rece de rodillas en profunda oración mental. El otro es. ¿Y quién diré?. un franciscano. hermano?. Entre al DON ALFONSO. Una especie de oratorio pobre Responda pronto.

conozco todo el ale de su influjo. Víctima de mis pasiones. es tan sincci . y compadezco al mortal á quien combaten. ¡ay de mil harto grandes. lan. ¡Oh r.i merme i Fuiste valiente (rol i sa \ \ vi Armas no un i oml ten Lis iguales M embotarle.iRl S DRAMÁTICOS CON el cielo i que nunca impunes ijue.iros De mi hermano y de mi padre me c en alta sin vei . sin que escúchalos me pasme. De los vanos pensamientos que en este punto en vos arden también el juguete he sido. PON ALVARO. ¿No encontráis en mi semblante dgano que de otro tie:i i .. i. :idc. y i rdia que la consiga dejadme.'•1 el indiano ii. vio. recon. no se hiela vuestra sangre no se an .) elegid la q\u . v jamas tora val que me Ida miserable este yermo. donde acaso . luego cierra ion estas: U poma fot dentro y rcha el pritillo. burlarme? mío! más os responden mudos que pueden labios m< irtal Aquí de mis muchas culpas. ¡lóselo.i la orilla irse. y atr ni a u . miradme. ni a un vil hipócrita guardan. ilcl 1 ll mu ha mi q a de un n de un W por un impn il asil mi ce irme Jvo I na? de mi Fuera el mataros indigno de na lu i.i DtO en el mundo vale ? el náufrago que sale por un milagro .les? ilpita vuestro pecho. Mas ya sus borrascas miro irrcpcntimn como Padre nte que ya no se acuerda •. . joven.xe en un entra i¡n dri y momtnto la ccMa.<> p<>r dicha. i JOS? vuestro bien os trae. oceis? ron calma . ••so. Entiendo. ) ¡ños os presentan para calmaros bastantes.funde porque he vivido en el mundo y apurado sus afanes.pura que arde en mis manos desnuda? con i i capucha. entiendo. fno sin orgullo). quiera el Señor peí donarme. vuestn i con mi presencia?. USO.. (Se dtttmbotay sata dos tspadas.

. ! sin honra.) que vuestros labios pronuncian no tienen para conmigo poder ni fuerza ninguna. le anubla ningún cuartel de mulato? ¿De sangre mezclada. ¿Mancha?. que conmigo estoy sufriendo templad vuestra saña injusta...) ¡Sí. vuestra gracia sus auxilios ? j )e mu \ o el triunfo asegura 1 Vamos. los».. mis lágrimas. DON ALFONSO. tomad.. (Con gran conmoción. y.. don Alvaro (reportándose ). ¡Oh Dios! ¿Me rehusa (Ate\ .. (Arrodíllase.. impura? Leonor! ¡ Ah! No lo jura. Respetad este vestido compadeced mis angustias. Quién sois bien claro publica vuestra actitud . (Furioso. Pues veis cuál es ya mi estado tomad. por siempre is . ¿Y cuál?. Oh Mi escudo es como el sol limpio DON ALVARO. Don Alvaro... DON Alvaro (retirándose). mis confusas palabras. ¡Ah!. ) os arrancará la lengua que mi clara estirpe insulta. RIVAS. Decid que me ama y matadme decidme. En mi la garganta se anuda De estas dos espadas una lengua.so.. ¿Y no un religioso os ¡ ¡Leonor. no son bastante para aplacaros si escucha mi arrepentimiento humilde me da ¡ Ah ! si . que aún dura una pasión. para resistir la de las que aún fortaleza lucha mundanas pasiones i N . ¡ ma de ¡as espadas. y se d< spl Vamos.. . DON ALFONSO.. infame! Venga el acero: mi furia (Toniíi vos noticias suyas?. hermano! Dios con bondad suma.. esfuerzo me dé vuestra santa ayuda ! — .. ¿Cuál?.. |Ah!.. hoy.. sí.. darles perdón y disculpa..... Tomad. DON ALFONSO... Ay La que absorbía don Alvaro (fuera de si ).. sí..) ¡No.. toda mi existencia junta! (En deliin La que en mi pecho por siempre.. ¿vive? ¡Vos mentís.EL DUQUE DE DON ALVARO. Diosmío!. — o ilusión sois por ventura i un tentador que renueva . Alvaro (levantándose con furor).. ¡"Mi como el sol. No. ¡Señor. ¡Dios mío! ¿Qué decís?. luego. don Alfonso DON ALFONSO. humilde religioso... si sois sagaz.. mentís.. la lucha . Y qué. Antes como caballero supe vengar las injurias. mancha que hay en i>ox y la inmunda vuestro escudo. que en vano procura vuestra infame cobardía darle treguas á mi furia. mis remordimientos. .. jamás me vio. no triunfa mis criminales angustias tampoco con esta industria de mi constancia el infierno. DON ALVARO. ( con desprecio).) don Alfonso ( resuelto ). mi alma en su sima profunda! . no hace tal infamia nunca. Los insultos y amenazas (Repuesto.. hombre ¡Misericordia!. Un caballero ¿Qué nombre osáis pronunciar?... furia! perdida y sin honra. ) prosternado á vuestras plantas vedme cual persona alguna . 75 para perderme?. sin caridad vuestra furia.... y perdonad generoso ofensas que están en duda.. ¿Os asusta? Una sola hermana me dejasteis ¡ DON ALVARO. hermano. el infierno.V vos.

.ilt. itflvCMdo por un arroyuelo. va á llover á Un olorcillo han dejado de azufre. El cielo te irá oslot (Queda el hn ) campana que pueda tonar rrprctentarj lo el ponerte el tol la de un día borraacoto j lentamente etcena..) Dtol ¡apunta). No me oyen. cortijo? lay algún enfermo Sepa qu aunque refunfuñe Padre < 1 d< ¿uardián . ( Vase. .in lo \ de ii como un e-i ilc perrillo ti idcro muerte <lc imir no me confunda. \ \ III. : DON ALFONSO MEI ¡Al infierno!. es gritar.. (Cierra la puerta.i (lar ) castigo! MANO la Mi rÓN ldo f como bajando >.. ALVARO ALFONSO. ¡Quiere que acompañe?. Hermanos!. y fondo. al paso).... ii A vi jor al l'n \ ¡Jesús!. . y una y tocarte detde dentro. digo!. Con •5 el santo penitente oí. De aquí DO hemos de pasar. habrá una medio gruta . y aumentando y true- I \ >'.. Hoy estamos le 1 tic marca ¿I . ' H '/'"'}' (Asomándose <í la pum vou%. es patente. ÁLVAK coa |r¿- embolado en iu capa.DRAMATH r*mtn aquel i I IMPORAN han d ' toda su s.. ctcalera DON ( Vuelve á la escena. ¡Hola. . ALVARO. .) La tarde está tempestuosa . rm la puerta. Sobre un peñatco accctlblc con dificultad.. ' campanas. el lego '. Voy á tocar las ( DOK ÁLVAKO. tuvo la revelación... sin :cno? : duda van á ¡El Pa Rafael!. rodeado de ritcot inaccctiblct y colocado al de malr/at. ¡ miimo y clauttro bajo de lit ¡i •' primera! Ll : S les va . vano nios s<>n .. Si quien piensa mal . Vase por un lado ... aci varo (con KM terrible). Atrancaré bien la puerta pues tengo un miedo cruel. y luego vuelve por otro como i puerta). ichuclos? ESCENA El teatro repreienta IX \lvaro (saliendo con Don un valle Alfonso). '' | ESCENA VIL E! teatro repretenta el No lleguen al paredón! ¡Miren que hay excomunión. itk tuerta practicable.

de tan feliz desenlace Alvaro.. vive el hasta las heces el Y si. Y era el mejor de los planes (para la sed de venganza saciar que en mis venas arde) después de heriros de muerte. daros noticias tan grandes. . DON ALVARO. — Sur á los Andes emperadores). ¿Tiemblas?.. casando con de los Incas del la oronarse. El Rey. que es imposible matarme que saber quién soy lograses.. ¿qué sabes?. Pues no perdamos más tiempo. ya mancebo. que tras de estos tapiales bien. (Hace extremos de indignación y sorpresa Don DON ALFONSO. Vuestro secreto no ignoro. tan impensadas y alegres.. todo un infierno dejarte.. (Desfechado. No basta. espantoso os dieran digno de vuestras maldades. con oro y con favor grande á buscar completo indulto para tus traidores padres.. do tú naciste. DON ALVARO. espera hasta que acabe. que al como entre los indios creciste fiera te educaste y viniste. el fin DON ALVARO. baste. que has de apurar. quiero allá en tu aleve pecho DON ALFONSO.... y en una prisión perpetua convirtió el suplicio infame. sucesión al trono trajo á España) formó planes i de tornar su vireinato en imperio.. :. Vengo de Lima. disturbios y males que la terminar nuestro combate. Corrí el DON ALFONSO.. Y aunque en hollar este sitio cometo un crimen muy grande. última de aquel linaje i mar del DON ALFONSO. Tú despecho de saberlas de la tumba en los umbrales cuando no hubiese remedio cuando todo fuera en balde . podemos que (pensando aprovecharse de los trastornos y guerras. en cuyo seno eras tú ya peso grave huyó á los montes alzando . Oye. acaba De aquel Yirey fementido de perdonar & tus padres. .EL DUQUE DE DON ALVARO. . y hoy es de crímenes día y todos han de apurarse. por ser mi destino. El triunfo del Rey Felipe y su clemencia notable suspendieron la cuchilla que ya amagaba á tus padres. Mas no que viniste sólo para asesinar cobarde para seducir inicuo y para que yo te mate. pues los condujo á la cárcel de Lima. consiguieses el cielo.. De tu padre las traiciones descubiertas ¡Vamos! Pero antes es fuerza que un gran secreto os declare pues que de uno de nosotros es la muerte irrevocable y si yo caigo es forzoso que sepáis en este trance á quién habéis dado muerte que puede ser importante. . Ahora tienes que escucharme . No les ayudó fortuna. De uno de los dos la tumba se está abriendo en este instante. Hombre fantasma . para perderme. sin ser vistos. ó demonio que ha tomado humana carne para hundirme en los infiernos. No . Vamos á probarlo al punto. y que las espadas hablen. fueron los eres hijo. Esto DON ALVARO. KIVAS. . nuevo mundo. benéfico.) DON ALFONSO. heredera antiguo. entre los indios salvajes de traición y rebeldía el sacrilego estandarte. aún á tiempo de evitarse con su esposa.

.i lo COUeguisI .. - atrita la esfada. por caridad!.. y de un irle. i es nec el moribundo: venid á darle au- xilio espiritual. ' | Confesión!..) lucí: I al furor). en Italia) tic tod — DON ALFONSO. que os | lip.. a ALFONSO. |] i lonadme!.. Y. Pero hibido acercarse á su mansión.... ¡Dios mío! (Don Aly golpM la fuerta. DO puedo.i • :antc...) tarde DON ALVARO. Imposible. N un hombre ALVARO. n se 1 atreve á llamar á esta puerta? este asilo. Dios misericordia. y me arrepiento.. veo o no soy m. Conozco mi cri- ¡stre d<- un men. Estoy manchado de sangre....C0NT1 MPOR \M OS. Sí. al punto.is que un reprobo.. esperad: cerca vive un santo penitente podrá absolveros.. sí).. v radiante te voy á llamarlo.. hen. mi alma...i Madre de . estoy irregular.. i ||>C. I le) inunda un inmutables . vos que sois ministro del Señor. que he holl I que < 5 delirante. y que. frn. . varo corre tí la ermita Leonor (dentro). les? .lt> Y. importa? Yo que he roto ya todos los vínculos.. [Ahí Por caridad. Salvad mi alma. pthij ¡Ciel les!.. k (dentro).. DO- Hen M11C l'-'lo . mi triunfo... . presa infeliz del demonio! Mis pala!' aumentarían vuestra condenación. En sai DON ALFONSO. Hermano.. retiraos.Mi^ manos tint. PON i varo I ata. |S mi.in á eat< pucha y traje que encubren al infame en. truena indignado ( Truena... he descubierto. obligaciones..

¡Ves al ¡Jesús.) DON ALFONSO.. ¡ ¿Qué escucho? Mi hermana! Alvaro). ¡Sangre derramada! ¡Cadá¡La mujer penitente! FRAILES. r Es indispensable. perezca la raza humana Exterminio. miserables.. (Si DON Alfonso (hace un esfuerzo. ! destrucción... tocando la campanilla). Jesús! último de tu infeliz familia DON ALVARO... ¡Es un espectro!. un saco.. Señor! ¡Misericordia! .. aparece á las puerta de del cun gruta. VOZ DENTRO.) Aún respira. abre tu el cielo. veo?. esparcidos los cabellos.. Mas ¿qué Don Al- Busca.. I FIN DEL UK \M A..... Yo soy un enviado del infierno soy el demonio exterminados. vestida con MISMOS la y DONA LEONOR.) (Muen ¡Misericordia.O. —Sale ¡Una mujer!. Conozco su Él es. ¡Alfonso!. sí. Aquí. . ¡Infierno. veres!... ¿Tan cerca de mí estabas?. temed la ira del cielo! nunca crecen los relámpagos .. y se oyen repicar á lo lejos campanas más fuertes que* ÑOR. LEONOR.. y se oye cantar á lo lejos el M'ncrtTt í la Comunidad. Los truenos resuenan . ¿Qué hiciste'... Socorro Socorro adi ro. ¡Otra voz conocida!.. seductor Hipócritas ¡Leonor ! lica todo convulso dice). ! . . ¡Oh furia! Ella es. nor ! ¡ ¡Cielos!. ¡Don Alvaro! ¡Una mujer!... Huid. .. .. Aún palpita aquel corazón todo mío. don Alvaro con sonrisa diabó. te hallé. . leonor (corriendo detrás de Don voz....) ¿Eras tú?... . saca un puñal. ! ¡ (Sin osar acercarse á los cadáveres. ¡Ayl Leonor ¡ (dentro. al Padre Rafael..... ¡Qué acento!.. Yo te ¡Te hallé... y hiere de muerto á Leonor).. que se acerca lentamente. y la ESCENA ÚLTIMA.. imbécil.. que queda asombrada..... don Alvaro (retrocediendo horrorizado por la montaña abajo). ¡Dios mío!.. • muerta! (Que ESCENA Loa X. . vamos! (Golpea fuerte- hado!.... ¡Toma.. Imagen adorada.. me! ¡Húndase ¡Hermano mío!. [Vive..'. ( como queriéndose incorporar).. don Alfonso ¡Leonor!. por fin. Hay un rato de silencio.. (Se precipita hacia donde ve á fonso. ¡Leonor! mente la puerta. DON ALVARO.. aquí: ¡qué horror! (Don Alvaro en sí... ¡LeoLeonor Padre Guardián con la Comunidad.) GUARDIÁN. ¡Ciclos!.. ¡Dios mío! ¿Es Don Alvaro?. vive!.. ¡ Padre Rafael! (desde un risco ... . pálida y desfigurada. ¡Cielos! DON ALFONSO.... v luego huye hacia la vuelve el montaña. temerario.. [Ángel de mi vida!. [Huid. I Leonor (precipitándose en brazos de su hermano).EL DUQUE DE RIVAS.. ¡ ¡Estaba aquí con su ! . causa de tantos desastres! Recibe premio de tu deshonra. Muero el se preí: GUARDIÁN : sas.

.

la otra es imperecedera. quiza el fruto que h. En la vida del hombre importan poco ó el las vicisitudes de su existencia. discer- nir y separar lo que es accidental de lo que se eleva al concepto de absoluto. Quisiéramos nosotros estar dotados del espíritu de . Aquella se sulas circunstancias bordina á segunda. a La ciencia. menospreciador de los peligros y muertes que rodean. y mucha es menester para abarcar en en improvisada tarea. gozan del privilegio de dos vidas. analizar y someter razonado examen producciones del pensamiento. no arte. su le fortaleza de su ánimo. Ardua empresa nada es la que acometemos. ó mejor dicho. de interpretar. Forzoso es. sirve sólo para puntualizar el de lugar y tiempo en que floreció virtud ó la encumbrado sobre los demás por su talento. la el meramente material y de la gloria. se llama crítica. ANTONIO GARCÍA GUTIÉRREZ. conjunto y reducirá minucioso análisis y en breve tiempo. las como algunos quieren.D. Los que de sobreviven á la sí propios. pues. la la una muere con cuerpo. Y tanto son fáciles de exponer los hechos que consideramos como acontecidifíciles mientos naturales é involuntarios. cuanto de la de juzgar los actos que dependen razón. pocos esta suerte logran perpetuar su nombre en se memoria de los venideros.i madurado tras largos años v no pocos desvelos de su infatigable cultiati- certera investigación y vador. Impone la au- toridad de sus fallos en nombre de la erudición. los más quedan sepultados en la olvido. de la sensibilidad ó de la conciencia humana.

de detractores preferimos de panegiristas. id i]uc :ii hay que establecer entre la el autor y las el crítico. sus condiciones personales. absolución. á la profesión I la costumbre y de críticos? Precisamente en el pecado va incluida hostil. es lo que | comunmente al se llama censura. V esta y el aplauso que lleva la en sí recaen en méritos positivos. los p or los latidos del . no es osadía erigirse en juez. y en ocasiones. la qué confian/a en cepci fuerzas pn |el ciencia experimental. no se aún en el CSSO de mas opuesta divergencia entre supone el opiniones de am- R tr. que se lanza espacio sin . lábrenos Dios de tan ingrato oficio. que perju- dicial la lisonja alaban/a. sistemáticamente que se complace en rebuscar lunares ó imperfecciones donde los demás hallan méritos y excelencias de toda especie. sin los cuales \ •mar criterio exacto rales : tanse lis disposiciones mo- tener que identificarse en un todo con el el que es objeto de nuestra critica. lo las mismo en I literatura s que en arte. sin dejar por la orno el reflejo de su individualidad interna. y que de propósito suscitamos. es menester pri- mero dar pruebas de buen ^ discípulo. i quien se la le ocurrió afirmar que la peor de las ignorancias era de los críticos. mérito ab ' itivo de BU tudios de preparación. tendremos por exagerado el rigor iron los tiempos de los Scalígeros y los Bayles. saber de su tiempo. ni sujeta a al per- ingenio. comoquiera que de la es más nocivo cuando el fallo injusto de la censura.UTORKS l'K WIAI . pero no se rechazará la autoridad de Vol taire. aventajarle. tmente adquirido de estudio y de suficiencia? ¿Quién. pensar como y nte. el robacion. requiere este ministerio. mas rumbo 6 norte t que el que al le traza la involuntaria inspiración de Someter la bras del arte criterio de la inteligencia. y toda negación conocimiento de el lo que se niega. aquí encaja naturalmente y como venida de suyo si la cuestión personal que no podemos rehuir. i pluma generoso y en punto al acierto. sino hacer de loable empleo. Para distinguirse como maestro. vale tanto como buscar gravedad fuera de su corazón. seguir sus pasos. Recordamos centro. la de Zoilo ó . ¿qué seguridad cabe. ¿que papel haremos nosotros.1 la péñola de Aristarco. porque ¿quién lo ejer. antes deju. Acostumbrados á insustancial y caprichosa critica de los periódicos. Pues la tales títulos se exigen al que ha de blandir ajeno férula idios. Ese análisis tenaz. La el escuela a que pertenece un autor. inexorable.

trocóse la reminiscente imitación en originalidad. y no hay para qué entonces los Mas á los que presenciamos primeros ensayos de la la reforma. se ideaban luciese más la armonía de la versificación. la villa García Gutiérrez. pasaron aquellos tiempos. la y sintiéndose poco diestro en manejo del escal- abandono por pluma. discurrían como que combinaciones métricas para filósofos los que ignoraban toda filosofía. se carrera de Medicina. declara que para la dramática no existen prin- cipios tan fijos como para las demás artes. como fuesen incompatibles: era la una revolución que la tierra seme- janza de las físicas. el 5 de Julio tres años. los el encogimiento de la obediencia en la soltura de que pusilánimes confundían con anarquía de la licencia. que reducía á prescribiendo teatral. y es la única verdad que asienta. Prescindamos del conflicto que sobrevino tocarlo. El mismo autor. Destouches y demás vez en cuando apóstoles. debió determinarle á no construir su aparatosa fábrica Por fortuna. sin militar los aplausos en sal el bando de los cismáticos. pero cerradas las universidades por un el decreto ominoso de pelo. lo Femando VII. Uno mos de los más insignes campeones de la reforma. la tal cual empicaba va en escribir los versos que de tropel asaltaban su imaginación. timidez en audacia. terminados sus estudios de había matriculado en la química y botánica. ¡Qué de entu- siasmo qué de esperanzas los se despertaron La historia la la la tradición abrieron sus páginas á admiradores del teatro antiguo. filosofía. al perturbar atmósfera. de 1 8 13. veinte y contaba en los tiempos á que nos referimos escasamente latín. V de manera se deleitaba en aquel ejercicio. si Ni falto supremacía del á saber. explicando por la un mecanismo reglamentario toda trama escénica. escrito por Cailhava. al como mortales que apartarse de la estrecha disciplina consagrada por la verosimilitud y la imi- tación. la libertad. artificio este un Arte género de la un mero Comedia. fué el Antonio hoy glorioso anciano y entonces oscuro joven. que obser- . dejaba en preciosos gérmenes de vida y fecundidad. sin embargo. Algunos antes. haber leído en los días en que imperaba aún el clasicismo escolástico. y nuevos resortes con que mover quien proclamase la la adormecida actividad de ingenio sobre el los sentimientos.DON ANTONIO GARCÍA GUTIÉRREZ. tierra de Cádiz. D. bien que también éstos dormitasen de eran. y que sin cimiento. y excluyendo de comunión clásica á cuantos infringiesen el ritual observado por Moliere. mánticos. como dogma literario la las unidades de lugar y tiempo. á quien ya es tiempo que de- á conocer. nos es grato traer á el memoria nueva y y univer- alborozo con que se saludó . y hoy albedrío de la se concede mayor ensanche al entre clásicos y rorazón. que nacido en de Chiclana. advenimiento de ! la escuela. el punto esta ya suficientemente discutido.

que contemplaba como un tesoro. y entregadose sus pensamientos. 11 vivia con tama de hombre de talento y entendido mas que nadie en cuanto el se relacionaba con arte y la declamación escénicas. mas al fin Madrid. aunque no llegó a el representa- ue vislumbran !o lo que novel autor daría de si. la el francés D. i M viaje duró díez y llegaron a siete dias. Tampoco a (irimaldi debió de parecerle mal. Peor es urgallo. en términos de que sus planas lo Enrían de muestras. patria común de los españoles. el primer maestro que encargo de su enseñanza. Llamábase D. Selim. Antonio si y como el chico fuese metido en y de no mucho desparpajo. decidiéronse nuestro en la a emigrar juntos. y a sazón esposo de la habilísima actriz la Conc pción R A él acudió García Gutiérrez. al : el camino de corte. iguiente i davía dura. iba a ser confeccionador que habia sido de famosa Pata de cabra.1 Lino. y Fingal. referiremos se que le acon- ^on te. anunció aquel a su atribulado padre que no aprenderia nunca a leer. que la habían leido en una mesa del cafe del Principe. en su concepto. y con 1 I él las ilusiones propias de al la juventud. j un amigo. ¡x-ro Sir también adquirir h< con le la costumbre de menudo. Y B propósito de esta habilidad. pues como i. empresario que la de lo la Cruz y el Príncipe. presentándole de baile. desde ló de Agosto de Setiembre de 83 J. Juan de (¿rimaldi. pareció mejor la más desesperada. Érale forzoso le secreto amor que le inspiraba la musa de tomar una resolución.1 que acudió letr. le prohibió fiere de Ovidio. ¿Qué acepción daría a su verbo si viviese en actualidad Crecía en años García Gutiérrez. que estos eran la sus respectivos títulos. emprendieron ambos.i otro recurso. de baile. ) el tíempo en fruslerías que severamente ocuparse en no habían de R gr. . Concertóse con hizo su balija. cada cual metiendo el suya dos comedias y dos tragedias. como dicen los pendolistas. (¿alante tenía tanto de esto como de profeta. sino . un el pié tras otro. y como :nejantcs casos acontece. hijo de Bayaceto.IUTORES DRAMÁTICOS CONT1 MPORAN1 temiendo buen señor ni • ! 06. le coloco en . y lo visi menos á escribir. duda. Por sin la d Sr. la gallarda forma.uije. sólo que nuestro autor en cierne . na renunciado a la protección de Esculapio. un miopismo crónico que.irlc provecho honra. el escribir ? era dibujar letras. su padre hacer una tan mi él que con- i paterna. con que a distinguirse de sus compañeros. Iba ya autorizada con la primera de aprobación de I I Ventura de la Vega.

lo cual. al Viola tal como la concibiera. Hízose pues soldado. corrió de el Marzo de 1836 el aviso de boca en boca. cuando recibió noticias que abrían nueva puerta á sus esperanzas. le Desvivíase el impaciente joven por hacer algo que sí. que servía de depósito á los reclutas. de haber errado una vocación que con Completo debió de ser. tomó la pluma. se reciben aquí tan favorablemente. Solamente uno. letras deter- nombrarlos subtenientes á y tuviesen dos años de estudios mayores. Lombía. y trasladó inmediato pueblo de Leganés. Dumas ó Delavigne. ¿Oué determinación tomar? Andaba muy encolos carlistas. com- instinto dramápadecidos de su candidez. la -5 redacción de la Revista Española con un sueldo muy modesto. Allí se hallaba no muy bien avenido con su suerte. y todo mundo aguardaba . Pasó á manos de un apuntador que la leyese á los actores. en que cada se manos su bienestar. producciones a discurrir al fin españolas que sacan de quicio á cuantos se las la Y echóse un asunto que y acomodase en contextura y forma a idea que bullía en su mente. para dándose por satisfecho con que se representase. y más en tiempos revueltos como cuál podia labrarse con las al aquéllos. por una parte atenuaba la censura.* Guzman lo acepto para su beneficio. cuya compañía era el in- No advirtió García Gutiérrez revés a que se exponía. que apenas podía alcanzar á cubrir sus más perentorias necesidades. prometiendo á los que se alistasen voluntarios los seis meses. se señaló gracioso día 1. en el sionado ánimo del autor no podía sonar más que á desengaño. no participó cier- tamente de su entusiasmo. «¡Qué fortuna.DON ANTONIO GARCÍA GUTIÉRREZ. él. No necesitó más García Gutiérrez : en España no es raro ver armas y minando una personalidad. dotado de profundo tico. nada á la sazón la insensata guerra de y el ministro Mendizabal decre- taba una quinta de cien mil hombres. y prescindiéndose de otras obras el el que andaban en tanda. y ensayos. cuyas el haber escrito obras con ser francesas. obra bien representada. se resolvió los ponerlo en escena. espléndida y seductora imagen viva de El Trovador. lo hizo de las mala gana y como de chunga. y á los cinco meses vio aparecer ante sus ojos la lozana. no acostumbrado á aquellos discreteos. congraciase la atención pública. Comenzaron para su representación. hubiera y se admiró de que semejante composición el podido desecharse. y ferior á la del Príncipe. ó Maáas oyen !» ó el Don Alvaro. le cuando se persuadió tan punzantes estímulos aguijaba. pero no con los elemendesilu- tos á que se la sometía. predijo el brillante éxito de la si. Desenterróse pues manuscrito. con lo que volvieron todos espaldas al pobre mozo. Había leido Espronceda El Trovador con el entusiasmo que era habitual en él. destinó teatro de la Cruz. decía para llamarse Víctor Hugo. pero la examinar al la obra Grimaldi.

en el el paralelismo de la sus dos exposiciones. ¡e principalmente en el drama d - rierre/ el carácter de originat lidad ritu I que le distinguía asi del romanticismo germánico. No hay producción que reel filo de armas asi La importancia de un personaje no excluye fin interés que excitan los que cooperan á su ó completan. ¿qué era en suma El Trovador? ¿La resolución de un problema :onado. la amor y venganza. no sobresalía en virtud de ninguno la figura ipulos eran estos al más que objeciones esgrimidas. al público vestido con una levita de miliciano. tumbre de llamar a los autores para aplaudirlos personal- metr noche por su novedad de un teatro democrático se introdujo como el griego. aun reconociendo llezas que resaltaban en composición. la angustia de catástrofe. propia de Vena tal tura que hubo de acomodarse precipitadamente entre bastidores.\i ["ORÍ S l'K \M \ \ II MPORANl i l El autor. . razonables. entonces por excelencia. de las dos pasiones sobre que giraba. lo tituló las ó el lacio sentimentalismo de el critico la modelos franceses? El autor drama cabagrandes be- lleresco. al la diversidad cimientos la no bastaba á distraer espectador de acción.. I | ntes que I i a la exhibición de El Trovador. tal sorpresa no podia menos de responder improvisación. vio d libelado instante que babia de sacarle para siempre de inccrtidumhrcs. Fígaro. ven que destacándose por igual del protago: tres caracteres. la el triunfo que obtUVO no ni es fácil de describir .su carácter. no bien lo supo. en que la muerte de Leonor y de Manrique resolvían un doble desenlace. reparaba. el himno del patriotismo. autor . abandonó el cuartel de Lega- natural en quien arriesgaba lance tan decisivo. ni se horrara jamas de memoria de los que lo presenciaron. lírica como del aventurero de nuestros dramáticos del siglo de . social. que los limites á que nos vemos reducidos no permiten amplificar. libre ya de los hierros el que le habian ¿Aspi- la sátira el que esgrimía azote sobre las la frente de sus verdugos? raba a restaurar espíritu que palpita aún en los páginas de Sófocles y de Kschylo. de meros cronistas nos impone la tal N irácter obligación de descender á pores la circunstancia iue la critica formal y docta desdeñaría: el de haberse I). una para todos los que intervenían en la porque en un tejido común A habian de coincidir todos los hilos de aquella trama. sin embargo. aquella por vez primera. P indo a otro orden de consideraciones. dejara nunca de marcar una época divisoria en los anales de nuestra literatu- I .

sino en el éste sirva de sabio cultor é ideólogo del idioma patrio. en suma.DON ANTONIO GAR< oro. que si bajo el los primitivos concepto estético y su tendencia literaria se clasificó desde luego entre monumentos ción del moderno romanticismo español. tal Y es sobre todo peculiaridad de su dicción poética ceñirla de modo á la exactitud de los pensamientos. penetrarse del sentimiento de abrir su corazón no al estéril la lides. aclarábase su razón. D. tras la capacidad de su animóse y encendidos aurora crepuscular que asomaba en su fantasía. porque las ideas se crean en su imaginación en la forma misma en que han de emitirse. temeridad indisculpable en quien escudo blasones conquistados en recientes ó antiguas genio inspirador. bajo colocó al el aspecto material de los la dic- y el estilo poeta clásico la en el número de primeros escritores de los nuestra época. que á la naturalidad de narración y las festivo desenfado de sus personajes irresistibles cómicos : privile- gio otorgado sólo á almas movidas por los impulsos del sentimiento. El lírico se la revela en el uso metafórico del verbo y en pródiga generalización del adjetivo. exactitud y elegancia de que en términos concisos la plenitud de una idea. ÍA GUTIÉRREZ. Mucho más pudiéramos decir de la estructura intrínseca de la obra. no en el concepto de afiliado á la rancia escuela aristotélica. clásico. brotaba entre el sol arreboles de su inteligencia. el arte que le granjeaba ofrenda tan sincera de admiraciones y simpatías. retroceder era desvarío. y la flexibilidad de su ingenio la adapta al mismo á la expresión de lo sublime. Con dejarse llevar de su belleza. y con al más difícil facilidad encubre el artificio de la locución. no podía ostentar todavía en su parse á su época. el . ¿Quién sabe como él concertar el ritmo con la gallardía del período métrico. y esperanza de fudilataba. no podrían formularse en prosa de distinto modo. que sin redundancias. Este era el secreto de sus aciertos. sino á la la turos engrandecimientos. . No sustancialmente no podía habia para qué entrar en estas comparaciones. del ideal contemporáneo. anticidesprenderse del organismo propio de su naturaleza. del arte y del sentimiento humano. la espontaneidad de la rima con la gala del buen decir? Nada se advierte se en sus composiciones de violento lo ni amanerado. concretas ya y hasta versificadas. al expresión del pensamiento con cifra propiedad. el Muestra por otra parte su aptitud dramática en frugal aliño con que adereza su locución. la fluidez del verso con la entonación prosódica. sin giros extraños. recuerdo de caducas glorias. será mientras de medio de comunicación entre los españoles. que con mayor tino y discreción convierte en y genuino sentido de la forma metafórica y escritor fiel traslaticia el directo la palabra. la Si el título de corresponde de derecho á que saben realzar la frase. Antonio García Gutiérrez. al intérprete de naturaleza.

en algunas arte del colorido. qiN no distraigan con inoportunos adornos y de relleno 1 ' la atención del espectador. afectos que habian dado asunto á las graciosas invenciones de Lope y á los futragicos de Shakespeare. veia destilar de su pluma en fáciles y sonoros versos ternuras apasionadas. le forma con que se distinguió la primera composición abundan. pero revestía carácter de los una leyenda < nica vivificada por espíritu de ciertas clases sociales en la pasados siglos. y de su letargo la no menos ansiada del pensamiento. -le Scribe. deseos ambiciosos. no se amoldaba los al patrón de tragedia ni de la comedia clásicas. pero se aprovechaba de 1 elementos de una y otra para producir mayor interés dramático. que maravillado de sí mis- mo. Cuando Larra no patrocinaba el escudriñaba en El Trovador los defectos que quedan mencionados.] l natural. admira en todas. qut .AUTORES DRAMÁTICOS CONTEMPOR el contrario. levantábase desde un n de patria. sin Mayores la libertades debian concederse ingenio que de propósito audacia de los la primeros navegantes. P or w al Y «US vigorosas tintas Quién así se anunciaba mundo literario ¿qué mucho fuese recibido con tanta estima y aclamainiciado por los restauradores de nuestra anti el uirel movimiento 8°" >' g K" I '• eB días en que resonaba ya la grito de la libertad política. defendía al al que el mismo las habia proscrito. ostentan se el mayor galanura 7 brío en re pontaneidad del dibujo . arte moderno. esperanzas y desengaños. municare a su mente pobre y oscuro. impresa en Madrid en í luzendichi guardar el . y realzada novedad con el primor de la ejecución. risas y lágrimas. un joven que sentía encenderse en su alma y coel fuego de la inspiración poética. la tersura del ' idujo El Vampiro. ¿qué nuevos mundos hubiéramos adquirido? Mas ¿por qué producción de García Gutiérrez logró tal ascendiente en el el favor del público? N daba la historia su el argumento. modes- exclamaba: yo también soy poeta! y se dejaba arrastrar por el torbellino de su imaginación (1). origina] 1834. generosa efusiones. arrostraba. odios crueles. ha de condensar los conceptos de manera que contribu0. en un acto. lo oportuno de los episodios. y ajeno á su voluntad y á pesar de su natural tia.

la el primer cuidado de García Gutiérrez fué le hacer partícipe á su padre de pues. Cualquiera otra tentativa (1) Á este año y á los siguientes corresponden : El Rey Monje . ó el F<i Gabriel. publicada en la año 1S66. . ha sido y será siempre la más popular de de ilustra- todas. en prosa y verso. •• . en tres actos en verso. tanto en las ni siquiera la más perfecta de las suyas. que al fin se resolvió á concederle Mendizabal. Margarita de Borgoña y Juan de Suavia. Por sobrado conocida. en otras hay que atenerse á las fechas de las edicio- que á veces se retrasaban en términos de quedar postergadas por mucho tiempo.DON ANTONIO GARCÍA GUTIÉRREZ. unas no llegaron á representarse. el 89 lirismo de la forma. La pandilla ó la Elección de un diputado en cinco actos. en cual la el lo go Lo mismo decimos completo. aseguraba el porvenir de una reforma considerada por algunos como una verdadera revolución. la La primera que dio á escena. Estela. Eas bodas de . Isidoro Gil perteneciente á 1837. la eficacia el padre debió de reconocer en aquella determinación tan obstinada de un animoso presentimiento. García Gu- tiérrez. No porque consideremos nosotros tal la primera obra de García Gutiérrez. El premio del vencedor. Juan Eugenio Hartzenbusch en imprenta de Rivadi neyra. . y en este concepto menos parece debiera ser la elegida para servir ción y complemento á este artículo biográfico. que correspondía á lo ideal de las situaciones. José Zorrilla y De un apuro otro mayor con D. lenguaje. vuelta á Cádiz en muy de la del hijo pródigo. Pero no la al más perfecta. del propio año. Juan Dándolo. habia permanecido ocioso en aquel Cuatro meses después regresó á Madrid. la fortuna que tan risueña se distinta condición mostraba. su alejamiento de la casa paterna estaba justificado por la ventura del mayor suceso que hubiera podido imaginarse. tiempo. y en colaboración con D. El Záida que corrió mala suerte. y Los verdadera cronología de ¡ . El Bastardo y Samuel que no encubierto de Valencia. edición de las Obras Escogidas de nuestro autor. El mejor de todos es el que insertó D. nos si hemos extendido precedentes observaciones. en 1839. Luis Valladares y D. No nes . arrepentido de sus extravíos. llegaron á ser representados. Carlos Doncel y las traducciones Don Juan de Maraña. Calígula. caballero leal. Isidoro Gil. en tres actos. es posible lijar bien la las obras dramáticas del Sr. Añádanse: El sitio de Bilbao. traducido . que en su lugar ofrecemos á nuestros lectores. en 22 de Mayo de 1837. como El Trovador. reminiscencias de los antiguos modelos ó hasta entonces desconocidas. . Satisfecho de su triunfo. en endosados. y obtenida la licencia absoluta del servicio militar. también prosa. El . durante el No cual imaginó ó puso por obra algunas otras producciones (1). y tantas otras bellezas. en verso. 1840. Magdalena. . escrita en cuatro jornadas y en prosa y verso. Emprendió. se titulaba El Paje. en dos actos. fundado en la tradición de la campana de Huesca. con el mismo D. . traducción de Scribe. Doña Sancha. . con D. nos hemos per- mitido reemplazarla con otra. é impreso en la Habana.

aquel paso era un retroceso en | camino que se habia trazado el numen del gran Y vacilante. protagonista Enriquez (el Juan) personifica la funesta escuela naturalista trance a. porque en él. del la nuevo suyo dedujo nuevo procedimienl en 1840. trascurrieron tres años en que. como en un espejo. al l n periódico decia que y el insolente y al ordaba I Franz de Goethe en el Goetz de Berlichinger. manantial inagotable de sublimes conceptos y purísimas armonías. no desmerecía i la Aren cuanto embargo. esclavo de pasiones reprobas ó egois. añadiendo que dias de Calderón. que mejor exhiba reflexivo y concepción Para el criterio profundo de García Gutiérrez. ese será el estética. más perfecto. figuras nada T para matador d a la interesantes. de aviesa condición. 1 que era su vida y su porvenir. la forma. animada contextura de el las come- Con todo. Fué aunque. el virtud inimitable belleza de casi niño.¡mas en SU Carlos le ¡III. y como de . forma. las creencias. perdidamente enamorado de su madre. fijóse en ellas. á no comprender nuestro autor que pues dominaba una dificultad. exige para recibido. y la noche del J . do ero celoso de l se arrepiente ratifii el póbli su a condescendencia. no habia de hacerla mayor falseando de sus creaciones.AUTORES DRAMAT1 ida ' i KMTORA1 por tan completo éxito. Anuncióse cabo su reaparición. no basta á rodear de atractivos á un corazón dañado. la verdad arte. Aun así hubieran degenerado estas dotes en frío amaneramiento. desmin- tiendo su actividad habitual. por encantadora que sea. no eran peregrinas estas consideraciones. el Yaquoub '. era peligrosa. infante I). sin asunto se creyó inmo- ral : un hijo. se mantuvo el al autor silencióse) v retraído de la escena. nuevos merecimientos. el para que resaltase más acto segundo remedaba imitación de nuestro teatro anti- guo). donde influencia de la el D aparición de El Encubierto de Valencia. fueron también al los que dio en la serie de obras de que hacemos mención arriba. á decir verdad. se retrael tan las costumbres. Ntl tro antiguo teatro es admirable. sabios es modificar sus juicios. y fecundo estro de su imaginación. y sin belleza no hay exterioridad de la no hay poesía posible. nacidas alimentadas por el calor de un entusiasmo tan espontáneo como vigoroso. Otro interés y la la galanura de estilo del primer acto (jornada. No la todos los sentimientos son bellos. y perdido su privilegiada naturaleza. con a la ignidad que aplauso. pero nada ganaba defendía encareciendo el autor de El Paje con estas la comparaciones. los sentimientos de aquella época: se arte que más acomode el á la expresión de unos y la otras en cada lugar y tiempo. aun luz del mas sombrío romanticismo.

y la compás de al insensible á su grandeza crece su desventura. el el rencor más pertinaz prepara la le asedian por todas partes. y á quien arrebatan de sus brazos exclama y en medio de su dolor si es el castigo lo Con que me oprime Dios. En ella no encontré mi sepultura. moral no ignorada. expansiones más romancesco españolismo! Una se repetida. el sin otro antece- dente.DON ANTONIO GARCÍA GUTIÉRREZ. en verso y constar de un prólogo y cuatro actos. de Enero de 1843 abrió sus puertas el 91 teatro de la Cruz á una concurrencia no meque nos numerosa que distinguida. Pero ¡cuan victorioso laureles Gil y Zarate el Simón de la escena que poco antes habian cubierto de el con su tragedia Guzmatt del Bueno y Zorrilla con su Zapatero y lección Rey y su Sancho Garda. Yo ofendí la vejez de un noble padre. donde el poderoso halla. no espinas punzantes bien de tantos ambicionado. que autor iba á ofrecer en crudo la al apetito de los espectadores un tasajo ta- salpimentado á les prejuicios. se previene a salió menudo la opinión pública. al amor de una hija entre que acaba de recobrar. Y con deshonra igual pago mi yerro. y prorumpe en amarguísimos acentos: Ay Esas ! puras mar que el aire bañan Consuelo son de mi mortal angustia. Simón Bocanegra. La ingratitud. Ráfagas de la La mar! la mar! ¿por qué desventurado. menos . bien merezco. torna estos la vista al mar. y la el expiación es encumbrarse mas alto estado social. los nombre de del célebre corsario y en la circunstancia estar presumían. sino . poder. la traición. fijaban su atención en escrito el se titulaba el nuevo drama. romántica y de difícil digestión para estómagos delicados. Con como hoy se dice. teatro de sus hazañas. á al la falta sigue la expiación. Muéstrase ambición. á todo. pero nunca bastantemente desprendía de aquella al magnífica composición: Bocanegra ciñe la corona ducal de Genova. y cuando abrasa sus venas tósigo que le mano misma que habia puesto la corona sobre sus sienes. Sin la ciega ambición que me sujeta De esta prisión dorada á la coyunda? El pensamiento y la acción de la obra están condensados en ambos extractos.

-1 '"res de aquella c mlinlísim. la exacta dclincalírica . han abierto siempre sus minas de oro á la codicia. que no era pequeño capital para menospreciarlo por improductivo. Carlos G y Garriga. El cálido y enervante clima de recien llegado. pues. fuerza es volver la vista á pasado para enmendar Srica la insuficiencia de lo presente y regular las venideras vicisi- primero. y sin cálculo egoista lo atan de medro. y en la segunda trazando. p El entusiasmo del auditorio llego á punto. quizá sin designio propio. que analizaba un notable las (i): l'stíngucnlc !. .. más acierto un plan que tenía ideado y que en seguida mencionaremos. A poco retoñó en ánimo un propósito más formal con que tenazmente se batallaba. el brillo va. cuanto ve es fingido. emprender nuevos trabacasi que por de pronto consagró su exclusivamente al periodismo. una evolución distinta en el orden de ideas que en el foro interno de su pensamiento iban desenvolviéndose. Sucédense con improvisa ni rapidez los años. sugiriéndole una resolución de que su desprendimiento rodo interés personal no se habia cuidado hasta entonces. 1 • acontecimiento señala una nueva época en la la vida privada y literaria de Gar- cía Gutierre/. Noble prop reducir • QtW I d suicidio de fortuna.sf-aña y dd Extranjero de aquella época. En el teatro. pagándose también de sus afanes y sus quebrantos 2 Á América. decidió García Gutiérrez encaminarse con su pluma. movimiento »y buena distrib. los europeos: ¿por qué ha de explotarlas sólo y no el ingenio. sino por y realizar con deseo de probar fortuna. fue menester acudir almacén del teatro. Pudo.DRAMÁTICOS CONT1 MTPORAN l l uc Ic " ' íegOS la que le instigan á anhelar la muerte. en primera.. fueron los por:' mAUcos D. como lo afirma un crítico que se honraba con su amistad el (despecho impropio de su proverbial modestia). y fuego de una imaginación tan rica y tal como » Ia ia Gutiérrez. no más reputados que él. y hele allí navegando hacia el Nuevo Mundo. después Australia. hasta W W D Crccn: ' ' : ' cn Ú" fotók it F.. no en alas del despecho que le hubieran ocasionado las distinciones á la sazón concedidas á otros escritores. á la postre y bien pensado.i pasión y vehemencia en situaciones y contrastes. y pruebe de hábil pincel escritor diciendo el c la un cuadro. érale familiar jos. todo cuanto sucede. de una de papel deslucida y arrinconada que servia para SU frente (2). pues. que no hallando á al mano coronas que asir arrojar á los pies del insigne vate. . el Cuba no hizo mella en el sano temperamento del de Andalucía.

DON ANTONIO GARCÍA GUTIÉRREZ.
la luz,

93

por

lo

que tiene de

artificial,
si

con que

se

alumbra; pero en

el

libro!

El libro

hiere, penetra

más en

el

alma;

F.dipo fuese

un héroe,
no

necesitaría,

más que de un
un

Sófocles, de

un Homero.

Y

¿quien, siendo poeta,

se resuelve á cantar á
la

héroe?

Y

si el

héroe es español, no comparable, superior á cuantos encarece

fama

rayan en inverosíen los pasados siglos, tan grande, tan portentoso, que sus intentos
miles y en fábulas sus proezas, ¿qué sujeto
lo concibió

más digno de un poema? Pues
;

el

poema

García Gutiérrez

;

el

héroe fué Hernán-Cortés

no

es

menester nom-

brarlo.

Para merecer
eco de su
lira, se

la

inspiración de su

musa

épica y respirar las auras que iban á ser

trasladó á Méjico, viéndose á
la

punto de naufragar á bordo del vaCinco años permaneció en
felicidad.

por inglés Tay en

travesía de la

Habana

á Veracruz.

América, ideando nuevos trabajos, y regresó á España con toda
al

Del año 50

55 aumentó

el

catálogo de sus obras dramáticas (1); y en este postrer año, verila

ficada la

Revolución de 1854, fué nombrado comisario interventor de

Comisión

de Hacienda de España en Londres.

En

esta capital se hallaba,

cuando

recibió la in-

calle de esperada y dolorosa noticia del incendio ocurrido en casa de su hermano,

entre Beatas en Sevilla, donde perecieron, ¡oh, lástima! muchos de sus papeles, y
ellos

centenares de octavas de que constaba ya su

poema La

conquista de Nuez-a
la

España, y un nuevo drama titulado Roger de Flor, que tenía por asunto á Oriente de aragoneses

Expedición

y

catalanes, capitaneada

por aquel caudillo.
los extranjeros,

El continuo y profundo estudio que hacia de nuestros clásicos y de
le

decidió á escribir una imitación de
el título

la

Emilia Galotti,

la

mejor obra del alemán

Lessing, con

de Un duelo á muerte (2), imitación que confesó noblemente y

en que redujo á

tres actos los cinco

que

tiene

el

original,

condensando

la

acción,

mejorando

los

caracteres,

presentándola con más propio sabor local, y embelleestilo,

ciéndola con tales perfecciones de ejecución y

que «lo que en Lessing

es

dog-

»mático y

filosófico,

toma en García Gutiérrez verdadera intención

política y social;

(1)

En

odio y amor,

28 de Junio de 1850 se representó su comedia en tres actos y en verso Afectos de admirablemente escrita; el 27 de Setiembre del mismo año El Tesorero del Rey, en
piei ino;
<

cuatro actos, con la colaboración de D. Eduardo As

1

1

|

de Knero de 53
,

la

zarzuela
1

en tres actos La Espada de Bernardo;

la del
1 1

bella de sus zarzuelas, el 17 de Junio; el

mismo género en un acto El Grumete quizá 1 más de Marzo de 1854, La y el 24 del mis.

mes, año 1S55, La laudad sin la experiencia, lindísima comedia en tres actos y en verso dedicada á D. Pedro Calvo Asensio. Por lo que hace á otras obras suyas de la misma época,

mo

véase
(2)

lo

que decimos en
tres actos

la

pág. 89.

En

y en verso, dedicada á D. Emilio Santillan.

AUTORES DRAMÁ1
bien que imitación, es
m.is

Un

iludí A muerte

la

trasmutación de su

cuidadosamente limada de nuestro poeta. Con
ntucion

(2),
el

hemos oido que
se asoció

do de su hermano;

.1

ser asi,

nunca

deber

mas

gem

con

el

cariño.
-.

mal hora engendrado y convertido en pasto del fuego,
ellas

que.:
la
II.

en

el

alma de García Gutiérrez. Prendió nuevamente en
,

y de sus pavesas nació,

como
forman
ni

el el

fénix,

Venganza Catalos

lana (3), mezcla d.

.fusiones que

moderno drama y

de
al

la

tragedia antigua. Ni

mayor

mas legitimo
le

triunfo rindió

autor ninguna de sus anteriores composiciones, lo cual

animó
lo

á escribir
él

Juan

mejor,

al

menos

la

predilecta de sus obras,
el

como

asegura
las

mismo.

presentado
radical

sacudimiento popular de

Germanías de
dado
á las

que aunque más

y prematuro, participaba del impulso
es
el

Comunid
el

.1

(

(tilla.

Juan Lorenzo

revolucionario de buena

fe

que suelta
ate-

viento de las tempestades, que no prevé

el

estrago que
el

las

acompaña, y que

morizado de su propia audacia, pretende encauzar
envuelto y arrebatado por sus
otras que
egoísta,
olas.

torrente asolador, y es

al fin

Alrededor de
al

esta figura principal se

agolpan
el

comunican
lo

aliento de vida y movilidad
la

cuadro,
el

el

ingrato,

el

pérfido,

que

ennegrecen;

admiración,

la

simpatía,
la

amor candoroso que

lo ilu-

minan. ¡Ah! ¡cuan

difícil es

apoderarse de
la

opinión y del sentimiento humano!

Ha nunca bien apreciada obra,
la

más

filosófica, la

mas

artística del poeta, fué
la critica.

que con más

tibie/a y desden
las

oyó

el

público y maltrató
la

Quiénes

halla-

ban poco acentuadas
.

expansiones de

libertad,

como

si

para entronizarse necese escanda-

soltar la rienda á la salvaje ferocidad

de

la

muchedumbre, quiénes
el

lizaban hasta del conato de suponer falible y abusivo

ejercicio

de

la

autoridad.
itiérrez

De

ambiciosos vul L

'

había ya ofrecido ejemplo
la

i

en sus

anteriores obras; del ambicioso sincero, fanático a

par, y por último arrepentido,
se

que era

el

más ejemplar,

se apartaba la vista,

no fuera que

tropezase con

la

con-

fiera vez en

el

teatro del Príncipe

la

noche del 22 de Di

'

;

in

extenso artículo pul
e

•'.-.
I

'••rica.

de 1S64.

DON ANTONIO GARCÍA

GUT11.KKI

Z.

95

con versión del amigo ó del protector, cuando no
pia.

el

precepto de
el

la

conciencia pro-

Estas ú otras causas

más

livianas

produjeron entonces

descrédito de

Juan

Lorenzo; hoy, ese
es
el

mismo

lo tanto, cuadro visto á otra luz, persuade y embelesa; por
las

que hemos entresacado del largo catálogo de

obras de nuestro autor é inser-

tádolo

como aditamento

al

presente artículo.
el

Dejamos en Londres á García Gutiérrez
lancólicas

año 55. Habia trocado por
y no
se

las

me-

márgenes del Támesis
allí

las

risueñas del Guadalquivir,
el

avenía á

prolongar

su estancia

más tiempo que

que bastaba á dejar desempeñada su

volviendo á engolfarse en sus tareas, gratitud; así que renunció su destino en 1857, y mención. Ninguna recompensa produjo sucesivamente las obras de que queda hecha
oficial se

habia aún otorgado

al

que con legítimo derecho

las

merecía tan señaladas;
las gracias anticiparse

suelen omisión imperdonable en un país como España, donde

espontáneas de D. Pedro Calvo á los merecimientos; pero en 1856, por gestiones encomienda de Carlos III; Asensio, su amigo y admirador, le fué concedida una

en 1864, á poco de su Venganza catalana,
de Portugal, de que no tenía noticia
signias de

la

cruz de

la

Concepción de Villaviciosa,
las in-

ni habia visto

jamás, hasta que recibió

manos de
la

su hijo político

D. Fernando Navarro.

Más

adelante obtuvo dos

grandes cruces,

de María

la Católica; Victoria, cuando su creación, y la de Isabel
la

pero sólo recordamos que haya usado
ocasiones:

encomienda de Carlos

III

en tres distintas
las cintas del

cuando

el

entierro de Calvo Asensio, en que llevó

una de

féretro, en la ceremonia del casamiento de su hija

y en

la

del bautizo de su meta.

la

de número en En 1 1 de Mayo de 1862 tomó posesión de su plaza de académico de España en Bayona, Real Academia Española. En 1868 fué nombrado cónsul
el

empleo que cambió por
1872 desempeña
el

consulado de Genova

el

siguiente año. Finalmente, desde
esta corte, distin-

cargo de Director del

Museo Arqueológico de

guiéndose por su celo, su vasta erudición y bondadosísimo
aseguran
el

carácter, prendas que le

respeto y cariño de sus subordinados,
le

el

amor de

sus amigos y la prosalud, pero con-

funda estimación de cuantos

tratan.

Los años han quebrantado su

para mostrar cuan independiente servan íntegra y vigorosa su inteligencia, como
vive
el

espíritu de la decrepitud
es
la

Sabido
exhausta
flores

que en

este

de nuestra naturaleza. y consunción corporal propias cuando creíamos ya literaria, último período de su vida
la

fuerza de su trabajada imaginación, ha sembrado
el

escena de nuevas
a
I

que esmaltan
ni

brillo

de sus venerables canas.

No

las

añadiremos

su juventud

nuestros oidos los vítores su edad madura; pero todavía resuenan en

sin fin, las ruidosas aclamaciones

que arranco

al

embelesado auditorio El grano de

,6

m

AUTORES DRAMÁTICOS CONTEMPORÁNEOS.
que ciño sus
n

are':

sienes.

Tampoco mencionaremos
í

sus composi-

que hubiera podido vincular su tama,

no haberla

Mentado
á
la

sobre
esfera

mas
de
la

firmes cimientos.

Con animo

y expedición

contaba para remontarse

pcionea ép

.1

.¡1

tan meritoria

empresa , no

fué desfallecimiento

de su voluntad,

sino rigor inevitable de su fortuna.
.

para no dar en prolijos, que nada

lo es

tanto

como

la

brevedad
igual-

que no

acierta á serlo.

Eas alaban /as que hemos

tributado

al escritor
la

pueden

mente

aplicarse al

hombre.

En

lo

apacible de su semblante, en

serenidad y penela

tración de su mirada, en su voz tenue y conversar afable, y
cillez

más que todo en
la

sen-

de su porte y en su franca comunicación, lleva grabada

naturalidad y

mo-

destia de su carácter. Séanos lícito añadir á su retrato los rasgos
buril

que

el

pincel y el

son inhábiles para expresar. Ni parezca atrevimiento y lisonja celebrar á un
existe;

hombre, por más que fuere benemérito, mientras
reflejada y

que de

los vivos,

no de

la

poco

eficaz,

nombradla de

los

que han sido, hemos de tomar ejemplo.
lo

Las épocas de transición siempre han sido afortunadas; de
inmutable, lo verdadero; de lo que nace a
la

que perece, queda
fin el ideal

lo

vida, triunfa por
las

á

que han

de obedecer

los

que anhelan

subsistir en la

memoria de

futuras generaciones.
la

En

su perspicaz talento, asi lo imaginó nuestro autor, y rompiendo con

supuesta autoel

ridad de una escuela decrépita, adoptó las modificaciones que creyó prudentes en

exagerado sistema de

la

moderna.

No

descendió á los ínfimos grados del realismo,
la

que deja vencedor
mientos á
ranza y

al

deseo é inerme y débil á

conciencia, que sacrifica los senti-

los apetitos

y ahoga en
la

el

hervor de

la

sangre

las

aspiraciones de la espeel

la.

repugnancias de

moral. Complácese
el

en pintar

amor puro,

extático,

poético, y

si

alguna vez mancha su tabla con
el

culpable, es para sumirle

más hon-

damente en

abismo de

la

expiación. Esto discurría su pensamiento, esto sentía
así!

su alma. ¡Dichoso quien piensa y quien siente

Cayetano Rosell.
1881.

JUAN LORENZO.
DRAMA EN CUATRO ACTOS,
ORIGINAL DE

DON ANTONIO GARCÍA

GUTIÉRREZ

(!)

Los

más de ya indicado en las páginas 89 y 93 el caUlogo de espacio no hemos reproducido, según queda Reparemos esta el Sr. Hartzenbusch el año 1866. de las obras de García Gutiérrez, que formó constituyen un nuevo período , el que Lorenzo, al Juan posteriores las en siquiera
anterior artículo, nos han obligado á condensarlo
,

todo en la última parte de nuestro límites á que teníamos que reducirnos, sobre lo conveniente. Por la misma falta

omisión,

más

El Capitán

Son las siguientes interesante quizá de la vida de nuestro Autor. de Diciembre de negrero, zarzuela en tres actos, en verso: 19
de Castilla: 15 de

181

Sendas opuestas: 22 de Marzo de 1871.

Doña Urraca
Crisálida

Enero de 1S72.

Nobleza obliga: 25 de

Enero de 1S72.
actos, en verso: 9 de

y Mariposa, en dos

Noviembre de 1872.

en tres actos, en verso: 3 de Noviembre de 1877. Diciembre de 1880. El grano de amia en tres actos, en verso 14 de sin contar dos tomos de Comprende el Catálogo del Sr. Hartzenbusch 62 obras dramáticas, Añáotras varias composiciones literarias. colección forman y que sueltas algunas poesías, su número, y mas topor considerable repertorio un danse las que arriba citamos, y resultará

Una

criolla,

:

,

,

davía por su excelencia.

'

)

REPARTO A
I
i

II.
ifl

KSTRKNO
DICU MBRE
DI

DI-:

LA OBRA,

i.

DI

PERSo"

BERNARDA LA MARQUESA DE BIAR JUAN LORENZO, f*lain GUILLEN SOROLLA tejedor
,

Doña Teodora Lamadrid. naValvbrdb.
I I

u.ero.

de luna

Don Antonio
I

Pizarroso.

•\T>i:
'.

DE***
;.'

>

Zamora.

ri~.
,

n

.•'..

FRANCIN

(tendero del Cvr.de

Don Mariano Fi -.unáxdez. Don FRANCISCO Pardo.

MANADOS Y DESMANDADOS.

ACTO PRIMERO
LA ACCIÓN PASA EN VALENCIA EN EL AÑO
Sala baja en la casa de
estará descorrida.

1519.

Juan Lorenzo. En
el

el

fondo, í
el

la

izquierda del actor, una pieza con grande entrada, y una cortina que

También en

fondo, y en

piso alto. lado opuesto, una escalera que comunica con las habitaciones del

A

la

derecha, puerta y ventana que dan á
,

la calle,

y a

la

izquierda

la

alcoba de Lorenzo.
la

En

el

ángulo de

la

derecha
,

y

pen-

dientes de escarpias

algunos instrumentos del oficio de pelaire

,

y una espada. En
sillón

habitación del fondo
hacia
el

,

un pequeño esy
cerca de la
la

tante con libros, un retrato del cardenal Cisneros, una

mesa y un

de baqueta:

mis

proscenio,

como cuadros con imágenes de santos, colocados contra alcoba de Lorenzo, una mesa con algunos objetos de devoción,
pared, y

un

crucifijo,

alumbrado todo por una lámpara. Al levantarse

el

telón,

estará

Lorenzo en

la

habitación del fond

.,

ya de leyendo: otra lámpara arde sobre su mesa, aunque debe figurarse que es

dia.

ESCENA PRIMERA.
Yo
LORENZO; BERNARDA,
que viene por
la

BERNARDA.
acortaré
el

alimento

puerta del

á tu lámpara otra vez.

fondo, izquierda.

LORENZO.

BERNARDA.

¿Te has enojado?
BERNARDA.

¿Qué haces, Lorenzo?
LORENZO.
Sí,

hermano:

Qué! ¿es tarde?
BERNARDA.
¡

tu salud se debilita.

LORENZO. ¡Mi salud!

No

has dormido
LORENZO.

Y
icias

;

necesita

No

he dormido:

un artesano?
LORED
,

tienes razón: distraído...

\RDA.

No
que

aspiro á
al

más

beneficio

¡Es posible! (En tono

de reconvención.

y sabes

¡Como aún mi lámpara!... en mi avidez er, ni aun las horas cuento. por
1'

que mi afición me guarda muy bien Bernarda si amante soy de mi oficio. nudo, aunque me tengan por
.
,

1

estimo en más mi trabajo

UT.ikl

S

DRAMÁTICOS CONT1 MPORÁN
en hablaran si no te imp un habrá quien

IC

,

lida,

la

sienta?

LORl

¿Quién?
u;l>A.

del

me
intal

milla.
tilla
I

mal? prueba es inhumana!)
VKDA.

tos;
¡

utrar
i

.

con su un]

)

oo

me

¡l.i:ii- a

tu

hermana,
ofende.

me
i

6
f

bátame como
Cruel

á tal.

aplicarme y estudiar. tno franca Mi
ledo

Tu duda

me
LOBI

que no
ni le

robé cu Toledo, aírente en Salamanca.
le

lia

tu afecto pruebo.)
te

Y.i se el

amor que

debo.

fué inútil alan.

BERNARDA.

Recuento y «le ello me ufano, cuando al noble franciscano acompañaba en Oran. l*n día, en una empeñada
,

No

lo sabes.

(No me entiende.)
LORENZO.

Si

temes que
lie

la vigilia

no fué

que en

la

batalla

me
la

entré,

al

que, con

en plazo temprano nombre de hermano,
tu familia,

espada,

es tu

amigo y

nmí de
«jue

¡ ,

ni

me dijo el cardenal Muy bien Lorenzo y muy mal
,

ensaya en casa el poder de tu autoridad suprema ríñeme, Bernarda, y quema

tu carrera
|ue alborote

mis

libros,

si

es menester.

tu pecho honrado, que más vale buen soldado que mediano sacerdote. •
el clarín
,

aunque estimo
al

tu reposo

pábulo generoso

mi
lo

(,'cnio

cut

es inquieto, activo: c^'re vivo
:

de tu inteligencia clara. Sé que te da noble guerra
tu ingenio en alzado vuelo; mas desciende de tu cielo

dle.

Ocupando por
mi tiempo,
i

sis

maño,

y lo mismo cardo un paño que me engolfo en un problema.
\RDA.

alguna vez á la tierra. que en ella pasa; que es triste y penoso estado saber que vivo á tu lado y encontrarme sola en
1

•o?

LORl

Lo

que quieras ha
BERNARDA*

Alegrarte es mi intención.
¿ (l

u

'

(No
\KDA.

lee

en mi

con
LORl

¿Qué

dices, Juan!

no haces

I

¡c

quiere comprender.)

DON ANTONIO GARCÍA GUTIÉRREZ.

ESCENA
ICHOS
y

II.
¡

Aguarda

1

GUILLEN SOROLLA,
SOROLLA.

por

el

fondo derecha.

y ten, amigo, entendido que nunca fué ni ha nacido

¿Se puede entrar?
LORENZO.
Él lo vea.

para mi sierva, Bernarda. En mi casa no hay baml y ella y tú y todo el que acierta
,

á entrar por

mi humilde puerta,
,

es aquí dueño

Sorolla.

BERNARDA.
¡Guillen!

SOROLLA.

LORENZO.

Perdona

si

te ofendió...

¿Qué Guillen?
SOROLLA.

LORENZO.

Has

sido poco oportuno.
servir á alguno,

Tu amigo. Bernarda, Dios sea contigo.
BERNARDA.
Sorolla, en tu guarda sea.

Cuando hay que

para eso estoy aquí yo. (Coge una silla y se la presenta á Guillen.)

¿Qué vas
LORENZO.
(

á hacer?

Queriendo impedírselo.
LORl
'

¿Sorolla has dicho?

;*

Satisfecha

No
que me desconocerá Lorenzo. LORENZO.
¡

creo

tu voluntad está ya.

SOROLLA.
¡Gracias, amigo! (Esto va despertando mi sospecha.

Como

hace ya
te

(Alargándole la mano.)

BERNARDA.
Lorenzo... perdón si aqui á darle la razón vengo que en ese punto más tengo
,

un

siglo

que no

veo

SOROLLA.

Y

penas y desengaños ¡es verdad! acaban mucho.
LORENZO.

que agradecerle que á
LORENZO.

ti.

¿Tú penas, Guillen? ¡qué escucho!
SOROLLA.

¿Qué has dicho!
BERNARDA.

Ó
los años.

soy tu criada

Que matan más que
LORENZO.

ó nada soy

:

te lo aviso.
,

Soy honrada y
que

es preciso

me

tengan por honrada.
LORENZO.

Mas ¿dónde has

estado?

SOROLLA.

Ausente, y hoy he venido á Valencia por verte, aunque mi presencia... ¿ No me das en qué me siente ?

Oye más de un año habrá (A
:

Sorolla.)

(A

Bernarda.

que sabiendo el grave estado de mi madre, desalado vine aquí desde Alcalá. Era tarde sólo había
:

BERNARDA.

donde era todo placel en mi infancia, una mujer,
á quien yo no con

Perdona, Guillen.

(Va

á tomar una
,

silla

para f ¡.saltársela
Lv¡.

pero mi duda cesó
al

á Guillen

pero

se lo estorba

verla junto á aquel lecho,

AUTORES DRAMÁTICOS CONTEMPORAN
'

i

( .t

un favoi
unidas
ron,
Tenli
|

>le

u esperaba.
LOKI

[ARDA.
\ la

Virgen
i

mancilla

Valencia.

:

|

bendito
te

LORENZO.

¿Qué quieres?
BERNARDA.
(".mi tu

parte
licencia,

ir

á su santa capilla.
LORENZO.

i

.lemas. >
iñera
:

Pues ¿tienes necesidad
mia
de
ella
?

idre

le

y el dia

BERNARDA.

velan

Dámela, Lorenzo.
osa fuerte

En

fin

ccrrai

i

la

muerte!

De imaginar me avergüenzo que no tienes libertad. Vé pues, y por mí la reza.
,

(Al fasar Btrnaria

ni lado de Sorolla

.

le

En

el ca.so

en que me encuentro que conviene...

dice íste nfnrte.

SOROLLA.
(El
I

mismo

favor invoco.)

i

honra no viene
adentro.

BHBNARDA.

No
.

lo necesitas poco. (l'ase.)

Pero...

SOROLLA.

(Siempre
una ocurrencia arda, nada te aflija
.

la

misma aspereza.)

I

mi madre

te

Han.

ESCENA
JUAN LORENZO
y

III.

SOROLLA.

le

infama algún insolente,
líente

KZO.

mitad de

la

barba.

¿Qué

te

decía?
H

LA.
i.

i

muy

bien dicho!
(Si sospecha...
C'Mi peligro
i

res.

\ verte

vengo

de mi vida.

i

prive

rive
I

Con

peligrol

¡Como

e

\HDA.

SOROI.L\.

Ni

1

Ando

a

lijado

DON ANTONIO GARCÍA GUTIÉRREZ.
por temor á un caballero que jura que ha de matarme.

103

¡Eso preguntas! Pues ¿qué!

¿No ha de Llegar el momento en que rompamos la infame
|Ah!
SOROLLA.
sujeción en que nos

vemos?

Y

es

muy
1

capa/, de hacerlo.

\zo.

¡Qué

dices, Juan

te inspira esos

¿Qué demencia pensamientos?
!

¿Le has dado causa?
SOROLLA.

¡Estás delirando!
LORI

si

no

lo es

Ninguna, que nos hacemos
.

competencia.
LORENZO.

¿En qué?
SOROLLA.

¿Quién Primero mi corazón que no está á tratos indignos hecho; después el que largos años fué mi padre y mi maestro, el que humilló las cabezas

me

los inspira?
,

,

En
LORENZO.
¿

amores.

Tan alta la mira has puesto de tu ambición ?
SOROLLA.

de esos proceres soberbios el que abatió tantas veces bajo su cordón de hierro á Ureña y al Infantado
,

y á Alburquerque y á otros ciento. Bien se ve Guillen Sorolla,
,

no
¡

á una hidalga fuera no ya sólo atrevimiento,
!

me Amar

Al contrario: tengas por tan necio.

bien se conoce que ha muerto nuestro padre y nuestro amparo,
el

franciscano Cisneros.

sino ocasión de sufrir

La

su castigo ó su desprecio. persuasión es inútil el rapto crimen horrendo.

Si te digo la verdad
¡eso es para mí tan nuevo! Diré más, ¡tan imposible! ¡Vamos, que no lo comprendo!

Del misero Gil Quiñones
diciéndolo está
el

ejemplo.

LORENZO.

Y

Ese

es delito de muerte.

¿por qué? ¿Porque desmiente cuanto has visto?
SOROLLA.

SOROLLA.

Para nosotros es cierto así la' Juana Corella costó al buen Gil el pescuezo.
, :

Y
y lo que veré.

cuanto veo,

LORENZO.

La mujer

que tu

rival

pretende...

Quién sabe hay mucho que hablar en ello.
¡

SOROLLA.

SOROLLA.
Si es natural... Jerarquías

Es

hija del pueblo.

LORENZO.
¡

creó Dios hasta en el cielo ¿ no ha de haberlas en la tierra?
:

Siempre

lo

mismo

!

esos

hombres

no tienen ley ni respeto que ataje sus detn
SOROl.I A.

Hay

jerarquías, es cierto.
al

Dios,

repartir sus

d<

1

Es verdad; mas ¿que

le

liaremos?

nos hace á todos diversos y esto es de su omnipotencia

' menos. que hija. El moro. el pretexto. de su orgullo me ofendo: y familiar instrumento.20. pule amp y quéjate y á jueces que tienen miedo. SOROLLA.A.A. pobres techos LOREN/O. LORI y retroceda SU i: el ilerecho. mañana: Va por de mis bienes lo sé. SOROLLA. . y una vez que la costumbre haga del cortante acero dócil medio en nuestras manos Ni ni me de bus abuelos. posible que me disimule el rie poi 1" mismo. n tiene .A. : loque nie mil veres.einarda de todo cuanto poseo.! odio.\I i. qué esposa te turar el pellejo. ¿Imaginas que soy hombreen silencio una injusticia. mioa s os en al y en ejercicios guerreros. callaré y tú cali ¿Has hecho ya testamento? veremos. que nuestras ie y fuego ha 11- . fué Ifl ó mejor dicho.. tu caudad.ntc si aprenden á respetarnos. importan su. y dejo dueña a l'. hay <»lro remedio. un agravio. hermana. . ' s. tu fama. SOROLI.. lo de tu eiiipu SOR' : LORENZO. veremos si nos insultan esos hidalgos veremos : uen á mis natura . hora ¿Oué me puede suceder? SOROLI. eso me prueba expuesto lo temerario.»wi s DRAMÁTICOS CONTEMP( mis proyectos el id del unívi teircno. SOROLI. Si. la absurda invención del privi) Siento verte en ese empeño. lie Tu na.blasones.> mismo dispuesto . SOROLLA.': honor. SOR' nable V nao? LORI ' Va han comen. N" n> > tengo parientes.

No quisiste. no si . SOROLLA. mi convicción menos firme. lo dudes: esas locas inquietudes.. Como vino á verte. Y de ello no me avergüenzo. Por segunda vez Francin . — Mas ¿que liarán osos desmanes madre me dio su pecho. Lorenzo. y que gozoso le doy mi vida y mi pensamiento.. en almas de origen noble? Para eso ha nacido el roble: para arrostrar huracanes... Sólo á Dios pido que sea á sus ojos tan acepto. SOROLI. creido. SOROLLA. como está de toda ambición exento. Este es el fruto. Habia MARQUESA. erle dii puesto. LORENZO. (Yo la entiendo. honre tan noble señora. este ¿Cómo paso interpreta? LORENZO. y es de agraciada persona Bernarda se nos entona.) MARQUESA. me importan es por ti que siento que tu despecho te lleve á una demasía. Se trata de esa mujer. Te (Y diré lo confieso: ¿Qué habéis dicho de Bernarda? ¡tu desinterés admiro! más: no lo creo. MAROUESA. ¿No tienes ambición? LORENZO. MARQUESA. Por fuerza puesto que en vano te he llamado yo á la mía. que tú apadrinas. mi sacrificio algún n di 1 ¡05 es que á padi Es decir. Menos vano te creí. y á esta hora ? ¿ Vos Algo extraordinario pasa para que mi pobre casa aquí . tuvo que ceder al fin. de tus extrañas doctrinas. Es que temí y con razón que reconvenirme fuera . Y inútil era reconvención. ¿Yo? ninguna. Nunca olvidaré que un día — tu iso. vuestro intento. LORENZO.. LORENZO. me pesa.\. y la Marquesa MARQUESA. Y como nadie la guarda. imaginé que juzgando LORENZO. Harto MARQUESA. como es puro .DON ANTONIO GARCÍA GUTIÉRREZ. intentabais persuadirme á abandonar ese bando. como sabéis que sustento su fe que á su lado estoy . en campos y ciudades se introducen novedades y el pueblo bajo se inquieta.. LORl Tranquila estoy.) Y < qué tiene ¿ n esto ? ella que ver UESA. ¿Cómo en la está su señoría mansión de un villano? / MARQUESA. ¿No has entendido? ESCENA DICHOS y la IV. ¿Juan? LORENZO. 14 .

LORENZO. MAR<_ quien ha herido aiva.i permite. imite y es deuda de mi tilias man que están pero sque u y en loa ojos la ¡n lencia ina querella la a. MAR'.i BU deseo ijer . ' — y si sucumbe. 1 . •• l "- íes! ve si coi de la tu honor en t paz de mi matrimonio la ma? y unión de dos fami] ESCENA DICHl . y que por Bernarda ha roto • . . los hierros do puede de su ventana? i .'l>. triste. es altiva. Queva ¿es SOR' c i lar? . aprciuriJo.RES DRAM M MPOIíA: i titudl i. y ten mu" -liar. publicando sus an. ir. .. es infame. umbral tic tu puerta. cubre:. i coto. . LORI .xlo. que : . ame fui ' ó no ame. una . Si ni do ha debid dar hermosura á esas mujeres! I >ii s i Cierta e LORi Mas dado que el i fuera vano te advil temer con que eso es menos cierto no has visto en el que ha enloquecido á mi hermano.. I ido privilegio de la cuna.i!>le — ¡mire que mal ues de lien. itud. na.ida. V.

1 esas cosas? ¿La marquesa". Á los de allá. palos v viendo que se le opone la gente. pardiez Hasta los chicos peleaban yo vi un rapaz ! . SOROLLA. Vicente? VICENTE. ¡Qué gusto! ¡se ha armado ya! LORENZO. ESA. LORENZO. ! (Lorenzo hace ademán de salir. 107 al noble Lruto espolea. jarana completa. el ijar. ¡ : ver qué romper murallas de hidalgos VICENTE.) con él en el suelo dan... misino. con espadas los nuestros ¿Adonde vas? 1

Related Interests

ZO. Pe una y otra parte acuden SOROLLA. y en un momento. dice. VICENTE. menos JUAN LORENZO. ¡ la marquesa vici di • . ¡y me alcanzó un garrotazo! SOROLLA. (¡Cielos!) Para todos hay no ha llovido tan menudo desde San Isidro acá. gritando • Canalla atrás • Pero el pueblo avanza. y te puedo asegurar que á golpe de peladilla cayó más de un Goliat. Cuidado... l n hombre de calidad.. tiento! ¡Con LORENZO. ¿ Un David era el chiquillo Por quú ? VICENTE.. 1 Quién i ¡Necio. Si.. y dije: < \ oy á avisárselo á Juan. Juan. con balas de pedernal. Pero ¡magistral! Entonces comprendí que era ESCENA VI. — Figuraos.DON ANTONIO GARCÍA GUTIÉRR1 vía ' Z. ruge. se encabrita el animal. mira con quien hablas! Es ¿Quién? ¡Vaya una pregunta rara! Pues dicho se está. pendencia? qué ha sido la Es decir. cosa de mucha entidad. DICHOS. cien brazos : ¡ . MARQUESA. esto me importa. con ademán resuelto esgrime la espada. en .. son el mismo tai v entre tanto que no ahorquemos ni ultimo. que la semilla fructifica en la ciudad. 1 1 SOROLLA. esto se que de á allí Por una barbaridad. Poniéndola sobre el cuello de un poderoso ala lichado! . V mucho. Una de en la fiesta. \ e aquí . señora: esos hidalgos la iglesia el umbral han pretendido una doncella robar. SOROLLA. ¡ Bueno anda el granizo! Yo Perdonadme. quise curiosear. VICENTE. no habrá paz. ¿También? VICENTE. con argumentos de acebuche y de nogal. desgarrándole ¿Qué hay.

. Yo no lo sé <:t(. I el autor de este desmán. Pues ¡qué! ¿No te han dicho ya.ute militar. ile pífanos v t. salvo tal cual Pero ¡ es cosa singular Os hallo á todos inquietos. ¿Sabes que has estado audaz? VICENTE. : Me aborrece ei . mas. del vencido son di v. en u . que vamos siempre d( tus. hermano SOROI LA. VICENTE. i VICENTE.'.. - o he dicho SOROLLA. No estamos lleva mol sinapismo. y yo icos. y puesta que yo sm amo ii" i lea mucho sobre n que mi .o. SOROLLA. : tienes ¿Los mios? un talento natural!. los que tienen. cosas han de quedar. Del tío Martín Puyades nada tengo que esperar.. creo que preguntarlo ú lus tuyos. . . echo mis cuentas acá. Basta..iml al redoblad el MtO har. aunque me lo á punto fijo.io8 \i rOR] S DRAMÁTK Á tu nern imall Los tejedores «le lana. 'noces el objeto X de tanto apresto marcial? que puede pasarlo mal que I BSA. ¿ Por qué ? . Hola I ¡ Mi hermano I Hasta l"s albarderos. qué tal? I t 1 : i. SOK' es decir. di edoi . que D0 cuenta pero yo pienso contar. que por regla genera] ÍS vencen á los menos. explica Juan muchas veces: pero yo ES( I NA y VIL SOROLLA VICENTE.

nte el primer paso es ver de una campaña al Sobre esa sangre primera en que tu pié se resbala la muerte ha batido el ala saludando tu bandera. . madre ó amante te . no ¿No lo eres? todo te falta sólo la vida te sobra. Vuelve en ti . BERNARDA \ VIII. Con tu soledad la guerra bien sus tenores concilia mas la que tiene familia . . BERNARDA. ó Juan Lorenzo no soy. y no he llegado á tiempo para el castigo. Huérfana el s< ' rda. No N'TE.. Vil l BERNARDA. ¿cómo la mortal zozobra asalta? Que han agraviado á Bernarda. mientras Dios quiera que sangre en mis venas arda. ¿ Qué es eso ? me espanto si no lo niego por eso Mas si hay mujer semejante á quien la guerra no aflija yo la diré « Si eres hija. que ha corrido sangre? SOROLLA. ¿Qué has hablado de orfandad? ¿Yo huérfana? ¡Qué capricho! ¡Lorenzo! ¿Oyes Responde que no lo Esa lucha rencorosa ¡ que ha dicho? pueblo infeliz! es acaso. pienses que yo : ¡ : esposa . dia en que yo me muera. i BERNARDA.. Calla . que yo siento. No SOROLLA. Sosiégate. pobres mujeres? (Ó espira bajo mis pies.T1 compasión : KSChN DICHOS. BERNARDA. LORENZO.. LORENZO. Guillen. Ven. aquí están ya LORENZO. No.) Mujeres hay que en el fuego se encienden de este amor santo.. Si estoy lo ves? ¿Qué sabemos de esas cosas tranquilo ya! ¿No nosotras. LORENZO. Y mucha. Pues bien Bernarda tú que eres por tu mal ó tu fortuna huérfana ¿ no serás una .KN\RI>\.DON ANTONIO GARCÍA GUI II 109 — No me convenció Lorenzo pero. hermana. amigo. . ¡ de esas heroicas mujeres? BERNARDA. ¿No dicen que ha habido lucha. las ¡Del pueblo eternizar quieres cadenas vergonzosas! LORENZO. cese el rencor. BERNARDA. BF.) SOROLLA. decirte que tengo puedo miedo y lástima. Esa es mi pena mayor. (¡Ella fue!. SOROLLA. BERNARDA. ama la paz en la tierra. ¡ digas eso. y Dada más. Yo y sólo JUAN LORENZO.

.. mucho que ha si el oro le vicia •¡tic de modo que venga nuda la justicia.. '. poco dopucí C<>\ LORENZO. hemos de hacer nuevo entendido. : i lor: avisa que esta tarde \RDA.cnte I • inda al qu< 6 por un el momento I acero de BOROLLA. BERNARDA. sola Tú. LORI me quedo tede mu ti. ( / > me ahorráis: sin duda aquí os trajo mi deseo.) HtC? ESCENA por mí IX.DRAMA! . SOR' v quiere justicia de lo per" perder. el LORENZO. . DICHOS. '¡caite. el era 1 1 ju< • ¿Tú quieres participar que pueblo sicnt<' .) I alarde me ha SOR' de nuestra unión y poder.) LORI lia. á cuenta sufrido: del peligro?. lirán nuesti IS | batientes alt el Conde. ibajo Ka. ¡te. 1 1 . • 6 ro armadas . Y ¿qué va á venir? ¡Dios nos amiiarc! (Viéndole. ) mío! ¡Si se anuí ¡Alienta! Desde este instante la mueve. •ir.) IRDA. mtno» SOROLLA. ya no le queda á la plebe sino marchar adelante. en que su agravio ESCENA BERNARDA y X. Yiccn: ¿Hay qué hacer un manilo. cohibido su afrenta.'iise for el fiwdo.

. BERN ' LORENZO. ¡Juan. Tu humildad es la razón de tu esquivez: ¡eres justa! Tu humildad.) CONDE. Perdóname que impida. á BERNAR] I 'A... : LORENZO. después de oir el consejo de personas principales. CONDE. es? ¡No! LORENZO. Salid de mi casa. mil veces he deseado participar de tu suerte. Mejor esgrimo la e que manejo el incensario.is: en ¡untar de nuestro estado la condición desigual. y no niego El tonsurado es vehemente y gasta espada! ¡Valiente incensario por mi vida ¡ ! LORENZO.. Hice una promesa mi hermana y al virey.. ¡ Caballero.. ¡ Temerario airada. que no se ajusta ¿No os defendéis? CONDE. digo. Quieres que muera á tus pies CONDE..) Antes me es fuerza cumplir una palabra á eso vengo. Te ha insultado. y á una mujer interesa. mas puesto que quiere Dios que imposible por hoy sea mi venganza. .. tiembla que mi mano con mi altiva condición mas viendo que he de perderte con mi nobleza enojado.DON ANTONIO GARCÍA GUTH ¿Qué haces.. r mucho ugo que hacer. no saldrá como no salga castigado de mi mano ¡ LORENZO. Mis locos amores CONDE. ¿Y qué BERNARDA. toca CONDE. A mí me hablar. Para atajar estos males me lo ordena un padre viejo. IRDA. Nos hallaremos los dos. villano? ¿No queréis salir? CONDE. [Dios le valga! En un caballero es ley. . Basta. Caballero. vengo cual . que son justos tus rigores. ¿no ves (Dirigiéndose á Ber: que palidece de miedo? LORENZO.. si no bastara á excusarla de tu cara la tentadora hermosura. LORENZO. principal! CONDE. A disculpar mi locura Suéltale. LORENZO.) ¿Yo? (Pugnando por BERNARDA. que no os vea. detente! (Interponiéndose. y no puedo. os habéis ext. me me hicieron buscarte ciego rechazaste . (Abrazándose á las rodillas de Lorenzo. desasirse. pero no importa: mejor quiero oirlo de tu boca.. .

... Calla . Pero mas que me repugna. LOKI <¡ue don para tan vil te agravia con í vales tú marido mucho Bernarda.IC. — Gracias á Dios LORENZO. '. que tu protección le daña. . ¿Hay mayor Justicia. Y yo que insensato imaginaba!. te jur«> la satisfac ion que I1F. primero no me mata.iRES DRAMÁTICOS CONT1 Mi I \ > \ XI DICHOI SOROLLA.. Porque he encontrado por alguna sangre villana en que desahogar mis iras nzar mi venganza. •uiero. I1F.. Que LOKI. Ah! qUC til Si no me engaña mi vista.. CON ¿Qué vas LOk¡ á decir? ¿Qué más? . ¡Calla! Lorenzo! Ese es mi enemigo. SOROLI.RNARDA. lid: al HKKNARIU. mucho LOR! ni poco. Es? ni ¿Por qué gracias? . j fin que ha ultrajado mujer buena y casta.A. • s ocasión LORI Me la • es un sagrado . que nos que lo uto*. Ü . LOKI ' Yo si no ha I que en mi casa 6 un cabello.) | que ñ i en justicia. BERNARDA. ¥ • mi fe.. estáis ofendiendo.. Un CON: público escarmiento.. Conde... liria. atrevimiento? y no intercedas por él..KNARDA.

. tizo. el amor con que la insultas te arrancaré con el alma.PON ANTONIO GARCÍA GUTIÉRREZ. inflamé sus y halagué sus esperanzas.. ¿Te narda se di<io yo nada? á dar de su afecto muestra. (Entra en i i tbitacion..) . menos CONDE.) ¿Qué has hecho. i Dices bien mas te aconsejo. Los de mi gremio reunidos en fiero tumulto estaban ie mejor me escuchen invoco tu nombre. hay lucha. Guillen? ¿qué has visto? Toma ¡Lo que nunca imaginara! en tus armas y corre ya dan aliento al motín. y VICENTE. Por su mensajero vengo los tejedores de lana ofrecen vidas y haciendas de la libertad en aras. Todos vienen hoy LORENZO. muy alborotado. que mi aliento se ensanchaba. DICHOS BERNARDA. que de aquí no salgas. y la campana en tocar una la torre. Un pueblo que se despierta. que al cabo de mi calurosa plática me vi en los brazos robustos de aquella gente bizarra. vayas ¿Todos? VICENTE. . . 'a en su labor durante los BERNARDA.. tu elocuencia gallarda. para todos mi murada: que bá mucho que estáis haciendo i>3 Como el aún iba resonando eco de tus palabras campo hbn ¡ i en mi o irazón . las calles el clarín.. soldados parecen aspecto marcial. sal. que de mis iras no estás seguro en calle ni en plaza: y primero que consienta en tan absurda alianza. i VICENTE.. Guillen. j callan. LORENZO.

Related Interests