You are on page 1of 1

EL COMERCIO

DOMINGO 23 de enero del 2011 a7

1

de cada 33 niños y uno de cada 8 adolescentes sufren de depresión, señala la Organización Mundial de la Salud

100

personas se suicidan en el mundo cada hora, dos por minuto, dos mil por día y más de un millón por año, estima la OMS

¿Cómo reconocer la depresión en un menor y qué hacer?
El Gobierno Estadounidense, la sociedad civil y el sector privado han iniciado campañas para frenar el inusitado incremento de suicidios en menores de edad en el gigante del norte. El psicólogo Tim Ursiny, guionista del nuevo episodio del Capitán América, declaró que “es fundamental ser conscientes de la influencia positiva que puede suponer para un adolescente la figura del héroe”. Como se mencionó en la página anterior, en esta historia de la figura de la Marvel titulada “A Little Help”, un joven que intenta suicidarse termina ayudando al héroe enmascarado, así que le salva la vida y también la suya. En el Perú, según los expertos, el suicidio juvenil no es aún un tema prioritario para el Estado, a pesar de que su incidencia avanza silenciosamente. El psiquiatra Freddy Vásquez recomienda que, así como en EE.UU. se utiliza a una figura del cómic para enfrentar la ola de suicidios, aquí se desarrollen estrategias sociales y de salud en las escuelas.
MARVEL

cólogo en su hospital o clínica de confianza. Paralelamente, ayuda que promuevan en ellos la práctica de hobbies o deportes, la crianza de una mascota o la dedicación a quehaceres que los distraigan. El camino más adecuado para ayudar al joven deprimido es hacerle sentir que se lo quiere y necesita, que se cuenta con él para que nos ayude. ¿Qué causa la depresión en un niño? Se habla de depresión mayor cuando los síntomas de tristeza se prolongan durante más de dos semanas. Es un trastorno más grave cuando los síntomas superan el mes. El maltrato físico o psicológico, el abuso o la pérdida de algo o alguien, la existencia de juicios negativos excesivos y experiencias de fracasos están también entre las posibles causas de depresión en niños y adolescentes.

PUNTO DE VISTA
ENRIQUE GALLI Psiquiatra

Los medios y el suicidio
La televisión y los medios de comunicación son una fuente importante de modelos de roles para una amplia gama de comportamientos sociales. Las investigaciones confirman que si los modelos son atractivos para el niño o adolescente, la imitación va a ser la regla. Hace unos años las cifras latinoamericanas de suicidios variaban de 4 al 8 por cien mil habitantes, pero en los últimos años estas cifras están superando el 12 por cien mil. Los malos modelos en esos medios lo único que hacen es fomentar el suicidio. Yo los llamaría “suicidios inducidos u homicidios por ignorancia”. En Latinoamérica se ha notado un incremento de suicidios en niños de México. Quienes trabajamos en salud mental en adultos y niños conocemos que esta es una realidad negada en el Perú. Para prevenir el suicidio no hay que fomentarlo con primeras planas o, peor todavía, con verbalizaciones auténticas o falsas (para llamar la atención) en la televisión. Si algún líder de opinión respetable quiere hacer una catarsis de su ideación suicida ad líbitum (a voluntad), que vaya al consultorio de un psiquiatra y que se aplique electroshock, porque es el mejor tratamiento para este trastorno que puede ser fatal.

4

1

¿Cómo pueden darse cuenta los padres de que su hijo sufre de depresión? Identificar a un niño deprimido es la clave para dar una atención oportuna. Los síntomas pueden variar, pero por lo general cuando un niño está deprimido cambia de actitud repentinamente. Deja de frecuentar a sus compañeros, se aburre constantemente, se encierra en su cuarto, pasa mucho tiempo en Internet, pierde el apetito. “Los niños no ha-

UN POCO DE AYUDA. Hace unas semanas Marvel lanzó el cómic “Captain América, a little help”, una edición que busca sumarse a la campaña para detener la ola de suicidios en menores de edad en EE.UU.

5

¿Qué otros factores circunstanciales desencadenan una depresión? Uno de los factores que incrementan la presión entre los más jóvenes puede presentarse cuando postulan a la universidad y no logran el ingreso. El afecto se debe reafirmar hacia los hijos empleando mensajes que les hagan entender que lo ocurrido formará parte de sus experiencias de vida y que por encima de los resultados estará en todo momento el apoyo permanente. ¿Dónde se puede solicitar ayuda? El Instituto de Salud Mental Honorio Delgado-Hideyo Noguchi se ubica en el jirón Eloy Espinoza 709, urbanización Palao, San Martín de Porres. El hospital Hermilio Valdizán se encuentra en el kilómetro 3,5 de la Carretera Central, en Santa Anita. π

blan, son los padres los que deben darse cuenta”, advierte Vásquez.

2

¿Si ambos padres trabajan, cómo pueden percatarse de la depresión de sus hijos? Siempre hay tíos, padrinos o her-

manos que pasan más tiempo con los adolescentes y jóvenes. Se tiene que acudir a ellos y preguntarles si han notado algún cambio en la conducta del menor. Otro elemento son los profesores y los compañeros de escuela. Los amigos del colegio siempre saben lo

que pasa alrededor, es el mejor lugar para indagar si un niño está deprimido.

6

3

¿Qué se debe hacer si se sospecha que los hijos sufren de depresión? Deberán acompañarlos a un psi-