Página 1 de 5

UNIVERSIDAD TECNOLÓGICA NACIONAL
FACULTAD REGIONAL DE TUCUMÁN
Alumno: Gareca ivan maximiliano T. P. Nº: 1.
Cátedra: Diseño de Instalaciones Térmicas. Año: 2.013.
Alumno: Ing. Andina Roberto L. – Ing. Bretones Oscar S.
Curso: 5to año Ing. Mecánica.
Tema:

Problema: un caudal de 100 [L/s] de agua debe ser transportado por una
cañería de 8 [pulg] de diámetro de tal manera que la pérdida de carga no
supere los 3.000 [mm.c.a] por cada 100 [m] de caño.



Resolución del problema:

Por la ecuación de la continuidad tenemos que:



De la expresión anterior, podemos obtener el valor de la velocidad de
escurrimiento del fluido mediante la siguiente operación.

:
: ; 100 100
Datos
L L
Q Caudal Q
s
(
= =
(
¸ ¸
3
1
.
1000
m
s L
(
(
¸ ¸
3
0,1
m
s
O
(
(
¸
=
(
¸ ¸
¸
(
: ; Diámetro O | | 8 lg 8 lg pu pu = =
1
.
0, 0254 lg
m
pu
(
¸ ¸
| |
| | : arg ; 3000 . . 3000
0 32
.
,
.
20
Máx Máx
Hr Pérdida de c a máxima Hr mmc a m c a
m
m
(
=
(
¸ ¸
= =
| | . . 1
.
1000
. .
mc a
mmc a
(
¸ ¸
| |
| |
2
4
:
3 m.c.a
100
0, 0101 1
;
: cos ; 0
L Longitud del caño L
Vis
m
m
x
s
idad cinemática u u
÷
=
(
¸
(
(
¸
=
=
¸
¸
.
.
Q Q
Q A C C
A
O t
= ¬ = =
2
4 .
.
4
Q
O t
=
3
2
4 . 0,1
m
=
| |
2
2
. (0, 2032)
s
m t
(
(
¸ ¸
3, 3 08 , 084 4
m m
s
C
s
(
= ¬
(
=
(
¸
(
¸ ¸ ¸
; ; . donde Q caudal A area C vel Q A o d C cida = = = =

Página 2 de 5


Una vez obtenida la velocidad de escurrimiento, se puede calcular el
número de Reynolds, que está dado por la siguiente expresión.







Este número adimensional es muy importante, puesto que nos permite
caracterizar la naturaleza del flujo (análisis cualitativo), ya sea, flujo
laminar, de transición o turbulento. Es necesario realizar un previo análisis
cualitativo, puesto que son distintas las expresiones matemáticas
(cuantitativas) que describen los distintos tipos de regímenes de
escurrimiento.

Lo expuesto anteriormente puede comprenderse mejor de la siguiente
manera:







Comentado lo anterior, estamos en condiciones de proceder al cálculo
del número de Reynolds y de categorizar el flujo que se presenta en nuestro
caso.


La expresión de Darcy – Weisbach, obtenida experimentalmente, que
permite calcular las pérdidas por fricción está dada por:







Re 2000 Régimen laminar
2000 Re 4000 Régimen de transición
Re 4000 Régimen turbulento
( ¬
( ( ¬
) ¬
: densidad del fluído ; O µ : diámetro de la tubería
C: velocidad del fluído ; : viscosidad dinámica del fluído
: viscosidad cinemática del fluído
µ
u
.
Re
C O
=
. . C O µ
u
=
µ
: factor de fricción de Darcy - Weisbach.
C : velocidad media del fluído.
: longitud del tubo.
g : aceleración de la gravedad.
f
L
O : diámetro del tubo.
Q : caudal.
.
L
Hr f
O
=
2 2
8 . . .
.
2 .
.
C f L Q
g
g O
=
5
2
. t
.
Re
C O
=
3, 084
m
u
=
s
. 0, 2032 m
(
(
¸ ¸
2
4
0, 0101 10
m
x
÷
(
¸ ¸
s
5
Re 6, 20390 1 62039 0
Re 4000 Régimen turb
0
u o

lent
x
Como
= ¬
(
(
)
¸
=
¬
¸

Página 3 de 5


En nuestro caso, que nos interesa calcular, es el coeficiente de fricción
de Darcy –Weisbach. Entonces, mediante el uso de la expresión anterior
obtenemos el valor de f de la siguiente manera:

Una vez obtenidos el número de Reynolds y el factor de fricción de
Darcy –Weisbach, estamos en condiciones de obtener de forma gráfica
(mediante el uso del ábaco de Moody), por tratarse de un régimen
turbulento, la rugosidad relativa necesaria que debe tener la tubería, para
que se manifieste la pérdida de carga correspondiente que es propuesta en
el problema dado.


Uso del ábaco de Moody y obtención de la rugosidad relativa:

Como puede observarse en la hoja N°5, se adjunta el ábaco de
Moody, el mismo sobre su eje de abscisas tiene representado en escala, el
número de Reynolds, sobre el eje de ordenadas izquierdo tiene
representado en escala, el factor de fricción de Darcy y también se
observan curvas que son representativas de la rugosidad relativa.

En nuestro caso, como se observa en el gráfico, se hace interceptar
por medio de rectas, los valores calculados del número de Reynolds y el
factor de fricción de Darcy (rectas azules).

Comentario:

Al llegar a esta instancia de cálculo y desarrollo de la tubería, se
observa que la resolución de la misma es imposible. Esto último, se justifica
a continuación:

Como puede verse en el gráfico, el punto de intersección está en la
zona izquierda de rugosidad relativa nula, por lo cual, podemos afirmar
que no es posible el cálculo u obtención de la rugosidad relativa y con ello
la rugosidad absoluta de un material que satisfaga las especificaciones
técnicas propuestas en el enunciado.

Conclusión:

Si se tratase de un caso real, el ingeniero calculista debe comunicarle a
la persona que planteó las condiciones de diseño, que lo requerido es
inviable y debe aconsejarse rever las posibles alternativas que satisfagan
una solución viable a lo necesitado.

.
L
Hr f
O
=
2
.
.
2 .
Máx
Hr O C
f
g
¬ =
2
3
. 2 .
.
m
g
L C
=
. 0, 2032 m (
¸ ¸
. 2 . 9,8
m
(
¸ ¸ 2
s
100 m
(
(
¸ ¸
2
. (3, 084)
m
(
¸ ¸
s
2
(
(
¸ ¸
0, 0126 0 1 0 26 , f = ¬ =

Página 4 de 5

Memoria descriptiva del procedimiento de cálculo: dados los datos del
problema.

1) Por medio de la ecuación de continuidad, se calcula la velocidad del
fluído y se verifica que esté dentro del rango de velocidad económica
recomendada (para el caso del agua entre 1 a 3 [m/s]).

2) Se calcula el número de Reynolds para poder categorizar el flujo
(régimen turbulento).

3) Por medio de la expresión de Darcy – Weisbach se calcula el coeficiente
de fricción.

4) Con el número de Reynolds y el coeficiente de fricción se ingresa al
ábaco de Moody y se intentó obtener la rugosidad relativa de la tubería.

5) Se elabora la conclusión.

Página 5 de 5



Abaco de Moody

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful