You are on page 1of 42

INSTITUTO SUPERIOR DE CIENCIAS MÉDICAS DE LA HABANA FCM “DR.

SALVADOR ALLENDE”

TRABAJO FINAL PSICOLOGÍA II

TITULO: "Síndrome de Burnout: Una epidemia de este siglo".

AUTORA: Sarha E. Lezcano Rodríguez

TUTOR:

Lic. Jorge Díaz Licenciado en Psicología

CURSO ACADÉMICO 2002-2003

“O el problema tiene solución y entonces no hay de que preocuparse, o el problema no tiene solución y entonces no hay de que preocuparse”. Aristóteles

INDICE
TEMATICAS INTRODUCCION OBJETIVOS MATERIAL Y METODO DESARROLLO                Clasificación de los síndromes de estrés. Consideraciones generales sobre el estrés Modelo mediacional de estrés ¿Cómo nos afecta el estrés? ¿Qué es estrés de trabajo? Síndrome de Burnout Fases evolutivas ¿Qué consecuencias trae el Burnout? Factores que intervienen en el desarrollo del Burnout Clasificación por Grados Desencadenantes en los profesionales de la salud ¿Cómo afrontar el estrés? ¿Cómo se actúa ante un caso de Burnout? ¿Qué se puede hacer una vez que se está quemado (a)? Tratamiento y prevención PAGINAS 4 7 8 9 12 13 16 17 19 20 22 23 24 27 28 31 34 34 35 37 38 39

CONCLUSIONES RECOMENDACIONES BIBLIOGRAFÍA

INTRODUCCIÓN
“La salud es un estado completo de bienestar físico, mental y social y no sólo la ausencia de enfermedad o de invalidez”. Este es el concepto de salud que brinda la O.M.S. (Organización Mundial de la Salud) en su Carta Magna o Carta Constitucional (1946). Así, la salud y la enfermedad se entienden como el resultado de la interacción entre el hombre y el entorno, interacción en la que están presente disímiles elementos que la mediatizan y entre los que podemos agrupar un grupo de factores de riesgo.(1) Existen cuatro grupos de factores de riesgo en el entorno que pueden afectar la salud del hombre, sin olvidar, por supuesto, la propia responsabilidad del individuo al sumir conductas de riesgo y la influencia que ejercen los genes sobre la salud(2): 1. Factores físicos: Climas, microclimas y sus variaciones, vibraciones y ruidos, radiaciones, luces (deslumbrantes, intermitentes), terremotos, inundaciones, accidentes (laborales, tráfico, domésticos, deportivos), etc. 2. Factores químicos: Componentes del aire que respiramos, con su carga artificial de contaminantes, productos químicos naturales y artificiales contenidos en los alimentos que consumimos diariamente, las aguas con sus elementos minerales y de contaminación, los medicamentos y drogas que usamos, etc. 3. Factores biológicos: Microorganismos, flora, fauna, grupos humanos, etc. Las repercusiones en la salud que se derivan de los factores de riesgo mencionados anteriormente, se pueden clasificar de la siguiente forma: · Enfermedades no transmisibles como broncopatías, cardiopatías, lesiones renales, etc. · Enfermedades transmisibles como cólera, paludismo, fiebre tifoidea, sida, etc. 4. Factores sociales: Condicionantes físicas, económicas, políticas, culturales y sociales del entorno que facilitan o entorpecen el pleno desarrollo del hombre. Ejemplos: tensiones mantenidas, relaciones interpersonales, suministro básico y estabilidad económica, etc. La aparición de problemas, carencias o conflictos implica una serie de repercusiones que influyen en la salud del hombre, estas son algunas de las más importantes:  Dependencias (tabáquica, alcohólica, drogas, etc).  Enfermedades mentales (neurosis, psicopatías, etc).  Problemas sexuales (sexopatías, enfermedades venéreas, abortos etc.).  Estrés.

provocados,

S. la morbilidad y el absentismo de los profesionales están directamente ligadas a sus condiciones de trabajo. los trabajadores son el recurso más importante que posee un sistema de salud para lograr su eficacia porque ésta depende de los conocimientos. El informe también recomienda realizar una buena gestión y una correcta administración de los recursos humanos para conseguir que la inversión en salud sea equilibrada. Esa gestión debe considerar variables como la satisfacción con el salario. Consecuencias como la tasa de accidentabilidad. las actitudes que desarrollan los profesionales hacia los usuarios de la organización y el servicio que ofrecen están asociados a los riesgos laborales de su entorno laboral. periodistas y en todas aquellas profesiones que implican un trato directo con las personas. . Por esto es muy frecuente en profesiones tales como: trabajadores sociales. psicólogos. el estrés laboral y el síndrome de quemarse por el trabajo (Burnout) ocupan un lugar destacado. · Síndrome del Burnout: Este síndrome se identifica como un tipo de estrés específico de las profesiones asistenciales. 2000). que aparece debido a la interacción con las demandas emocionales de los sujetos. pues si estos no se cuidan. no sabe delegar eficazmente.El informe sobre la salud en el mundo.M. De igual manera. no establece adecuadas relaciones interpersonales de apoyo y colaboración con subordinados y colegas. Según la O. médicos. lo cual provoca que vivan en un estado de tensión permanente. se deterioran rápidamente. pues son una de las principales causas del deterioro de las condiciones de trabajo. en el año 2000 está dedicado a evaluar la calidad de los sistemas de salud y como proceder a su mejora (OMS. Especialmente asoma en aquellos que realizan muchas tareas al mismo tiempo.6): · Síndrome del ejecutivo: Se denomina de esta manera porque aparece con mucha frecuencia en directivos. En él se señala que los recursos humanos de un sistema de salud son vitales para el buen funcionamiento del sistema.M.S. Las condiciones de trabajo de los profesionales de la salud tienen una influencia significativa sobre su calidad de vida laboral y sobre la calidad del servicio que ofrecen las organizaciones del sector sanitario. es decir. enfermeras. elaborado por la O. ejecutivos.5. y fuente de accidentabilidad y absentismo. Dentro de los riesgos laborales de carácter psicosocial. las oportunidades para el desarrollo de la carrera profesional y las condiciones de trabajo de los profesionales (3). ni se invierte en su mantenimiento. y de la motivación de los profesionales que trabajan en ese sistema. de las destrezas. estas son (4.. secretarias. El informe recomienda cuidar los recursos humanos de las organizaciones de salud. que se convierten en tipos o clasificaciones específicas de estrés. siendo de especial relevancia en el sector sanitario los riesgos laborales de origen psicosocial debido a que los profesionales trabajan en continua interacción con personas. Es por esto que en los últimos años los investigadores han llamado la atención sobre dos síndromes particulares que se derivan del estrés laboral. educadores. y para conseguir que éste ofrezca una buena calidad del servicio.

tanto individuales como sociales. no a nivel causa – efecto. La despersonalización en realidad constituye un estilo de afrontamiento contra el cansancio emocional.M. El estrés es la plaga de fin de siglo.El Burnout es definido como un cuadro clínico cuyos síntomas principales son: · Cansancio emocional: Se define como desgaste. su aislamiento en él o las ideas de incompetencia personal para su ejecución. indican que en las últimas décadas se ha producido un aumento de las enfermedades de adaptación. . objetiva y vacía de lo humano). se plantea que alrededor de dos tercios de todas las enfermedades están relacionadas con el estrés. Se caracteriza por la falta de motivación. · Despersonalización: Aparece un cambio negativo en las actitudes y respuestas hacia las personas que atiende (a las que culpabiliza. agotamiento y fatiga ante las exigencias de la tarea. Teniendo en cuenta lo anterior hemos decidido abordar en el siguiente trabajo los principales aspectos relacionados con el Síndrome de Burnout por constituir una modalidad de estrés específica de los profesionales asistenciales y cuya frecuencia va cada vez más en aumento por lo que resulta de vital importancia conocer lo referente a este fenómeno para estar capacitados para diseñar estrategias para su prevención y manejo. Se dificulta la relación con otros profesionales y además. disminuyendo su implicación personal. Datos de la O. al tiempo que ha disminuido la incidencia de las enfermedades infecciosas. posee una autoestima pobre en relación con su labor y su alcance. · Falta de realización personal: Se refiere a la pérdida de interés hacia el trabajo. acompañado de un incremento en la irritabilidad y una pérdida de la motivación hacia el trabajo. pérdida de energía. sino que el estrés es un factor importante que interacciona con otras variables. cansancio cognitivo y el tedio emocional y físico.S.

Caracterizar el estrés teniendo en cuenta: consideraciones generales. Definir los principales aspectos relacionados con el estrés laboral en el ámbito particular de los profesionales de la salud. Describir las características generales del estrés y su asociación con el Síndrome de Burnout. y mecanismos psicológicos involucrados en la respuesta al estrés. Definir la estrategia a seguir ante un caso de Burnout y los principales aspectos relacionados con su prevención y tratamiento. OBJETIVOS ESPECIFICOS 1. Presentar una paranorámica general de las estrategias de afrontamiento al estrés. . 4. clasificación sindrómica. 2.OBJETIVOS OBJETIVO GENERAL INSTRUCTIVO 1. Caracterizar el Síndrome de Burnout. 3. 5.

INTERNET. Texto Básico de Psicología. así como en otros sitios electrónicos de interés. . El presente trabajo está dirigido a los estudiantes de Medicina. por constituir el grupo de mayor riesgo.MATERIAL Y MÉTODO Se realizó un estudio de revisión bibliográfica sobre los principales aspectos relacionados con el estrés y su papel en el Síndrome de Burnout. Se relacionan los principales temas en acápites y se elaboran conclusiones generales al finalizar la revisión. Para la elaboración de los temas de revisión se consultó bibliografía disponible en: INFOMED. otros estudiantes de Ciencias Médicas y también al personal graduado sin distinción de especialidades.

lo mismo que lo es tener en cuenta la constelación genética. Que existe esta relación entre estrés y enfermedad mental es. sino que estos distintos factores causales guardan entre si una relación integrativa. la nutrición y las influencias medio-ambientales. genéticos. un elemento desestabilizador que.8. siguiendo una tradición médica que se remonta a Hipócrates.6). La diferencia está en que. bien bajo el aspecto de sumación de efectos. Entendemos como síndrome.9). manteniendo la psicopatología aún en ausencia de las causas que originalmente precipitaron el cuadro patológico (7. presión.3). algo bien conocido y aceptado (1.DESARROLLO “Estrés” es una palabra derivada del latín. muy popular hace siglos con el significado de infortunio. sin obviar que cada uno de ellos puede desarrollarse. tanto en una persona o a la facultad de su vida mental.2. La aplicación práctica sistemática del modelo biopsicosocial constituye el método biopsicosocial (10). y ya desde hace tiempo. psicodinámicos. al conjunto de signos y síntomas que típicamente coinciden en un determinado estado o proceso morboso. En el primero. Más tarde es usado con relación a algo que denote fuerza. es correcto considerar el estrés psicosocial en la patogenia de todos los procesos morbosos. adversidad. la nueva comprensión multicausal las integra de manera interactiva. Desde este punto de vista. Los síndromes de estrés pueden constituir una entidad psiquiátrica específica en la medida en logremos establecer su delimitación con las influencias inespecíficas del estrés en la génesis y mantenimiento de los trastornos mentales en general. esto no invalida el reconocimiento de la importancia de otros factores. se establece un circuito de retroalimentación positiva circular entre elementos de distintas categorías patogenéticas. en el segundo. que se potencian unos a otros. acaba por superar una ya comprometida capacidad homeostática. bioquímicos. por mecanismos muy diferentes. por ejemplo. cuyos puntos principales se resumen en las siguientes decisiones clínicas: . todos los cuales tienen un lugar en la interacción patogenética. por mínimo que sea. de aprendizaje y evolutivos. mientras que el antiguo enfoque monocausal enfrentaba teorías de manera dicotómica. interactiva y relativamente jerarquizada. La aportación realmente importante de la conceptualización multicausal biopsicosocial no es que los estados de salud o de enfermedad dependen de muchos factores (lo cual es una simple perogrullada). un determinado factor de la constelación multicausal llega a ser la gota que colma el vaso. Popularmente se describe el estrés como una tensión nerviosa excesiva o sobre esfuerzo físico y mental.(6) Un síndrome es psiquiátrico cuando los signos y síntomas que lo conforman son prioritariamente accesibles a la investigación psicopatológica. Las nuevas formulaciones multicausales intentan combinar distintas orientaciones. Naturalmente. tensión o un fuerte esfuerzo. siguiendo los principios de la teoría general de sistemas de Bertalanffy (4) y del modelo biopsicosocial de Engel (5. apuro. en cada caso. hoy en día. bien bajo el de círculos viciosos.

la artritis reumatoide o la tiroiditis. necesarios para activar el ciclo patogenético del cuadro clínico en cuestión. algunas neoplasias. los estudiosos de fenómenos psicosomáticos. y por la eficacia de la psicoterapia en su tratamiento.1) Establecer la dirección. Entre los trastornos psiquiátricos. Determinadas condiciones propias de la patología psicosomática presentan solapamiento con condiciones contempladas por todas las áreas de la medicina. la inclusión de muchas de estas condiciones entre los sindromes de estrés se justifica por la importante contribución de la anamnesis y exploración psicopatológica y a su diagnóstico. Cuando en esta constelación multicausal la defensa o adaptación a exigencias externas juegan un papel etio-patogenético determinante. . según la participación relativa de los factores de estrés en la génesis del trastorno: Inespecíficos: secundarios a un estado más o menos crónico de sobrecarga de mecanismos homeostáticos. entre otras (11.15). las infecciones respiratorias viricas. Toda la importante linea de investigación iniciada por Holmes y Rahe está relacionada con el estudio del “efecto acontecimientos vitales” o influencia inespecifica de los factores externos de estrés en la vulnerabilidad o predisposición a la enfermedad (12). formando parte del inmenso campo de los trastornos funcionales. Semi-específicos: en los que factores externos de estrés se combinan. y entran en ellos probablemente todas las enfermedades crónicas en las que mecanismos neuroendocrinos y neuroinmunológicos juegan un papel preponderante. intensidad y características de los procesos de retroalimentación y sinergia entre los distintos factores etiopatogénicos relevantes. con otros elementos patógenos independientes. Ejemplos de este tipo son citados frecuentemente por. o sea. como la depresión mayor (13) o la enfermedad de Alzheimer(14). 2) Determinar el peso de cada factor en la constelación sindrómica y en su evolución: 3) Hallar el punto de intervención óptimo para lograr la interrupción terapeútica de la interacción patógena multicausal. Con idéntico razonamiento. las reacciones alérgicas. Las descompensaciones sintomáticas agudas de muchas personalidades psicopáticas. incluso en trastornos considerados “endógenos”. las psicosis reactivas y muchos trastornos de ansiedad se pueden también incluir en este grupo. trastorno. podemos referirnos a la condición resultante como enfermedad. Entre los ejemplos de este segundo grupo podemos contar la coronariopatia isquémica. propone Valdés (11) una división de los síndromes de estrés en tres grandes grupos. generalmente de forma aguda. como el lupus eritematoso sistémico. o síndrome de estrés. con reducción de la capacidad defensiva e incremento inespecífico de la vulnerabilidad del organismo. esta influencia inespecifica se reconoce de manera prácticamente generalizada. no reactivos por definición. por citar sólo unos pocos ejemplos. los episodios disociativos.

La consideración de síndrome de estrés en psiquiatría queda restringida a los trastornos específicos contemplados en el tercer grupo de Valdés. una forma de entender los distintos tipos de desorganización psicopatológica ante el estrés. puede comprenderse como una defensa. 2) El estrés precipitante es adecuado y conmesurado con la naturaleza e intensidad de la reacción. para distinguirle de los síndromes post-trauma fisico. A la manera de la interpretación psicodinámica freudiana. Adolf Meyer (20) desarrollaba en Estados Unidos una escuela psiquiátrica integradora de los conocimientos biológicos con los psicosociales. el trastorno agudo de estrés y los trastornos adaptativos. como el síndrome concusional). aunque. Mientras Jaspers y Schneider fundaban la psicopatologia europea. Síndromes de estrés específicos tipicos son el Síndrome Post-traumático (al que se añade el calificativo "de estrés". que a su vez dependen de los diferentes aspectos reactivos de la personalidad. Podemos definir La reacción psicopatológica como el conjunto de alteraciones subjetivas y de la conducta directamente relacionadas con la influencia del mundo externo sobre el individuo.18. 4) Los contenidos de la reacción reflejan el evento estresante de alguna manera comprensible. en la Universidad Johns Hopkins de Baltimore. ha sido considerado como un personaje paradigmático de la psiquiatria norteamericana. esto es. 3) La reacción en sí tiene un significado. una satisfacción o un escape. Meyer introdujo la “interpretación psicobiológica”. Definiremos.19): 1) El inicio del cuadro tiene clara relación temporal con un evento precipitante. apropiadamente denominada Psicobiologia. . según Manfred Bleuler (21) sus teorias tienen hondas raices en la psiquiatria centroeuropea de principios de siglo. posteriormente. Emigrado desde Suiza. y que han sido observados en sujetos sanos sometidos a situaciones de estrés particularmente agudas e intensas (16).Específicos: en los que los factores externos de estrés actuan de manera determinante en la causación del proceso morboso. Formado en el prestigioso hospital Burghölzli de Zurich. los estados de intensa disregulación neurovegetativa. Meyer alcanzó pronto una destacada posición en los Hospitales Psiquiátricos de Nueva York y. los síndromes de estrés propiamente dichos como aquellos síndromes psiquiátricos en los que la defensa o adaptación a exigencias externas juegan un papel etio-patogenético determinante y especifico. en consecuencia. que pueden concluir en muerte súbita. Jaspers delimita los siguientes criterios distintivos que permiten reconocer una reacción psicopatológica (17. una compensación.

DSM y CIE El DSM-IV. Esta inconsistencia de la nueva nosologia norteamericana es tanto más llamativa por cuanto que el criterio etiológico viene rigidamente determinado. Una excepción notable son los trastornos de estrés. Meyer destacó la importancia de la historia clínica y de la biografía personal. los síntomas son intentos de reorganización homeostática.  Clasificación de los Síndromes de Estrés. que incluyen el factor etiológico entre sus criterios diagnósticos. prohibiendo el diagnóstico cuando el factor estresante no figura en la reducida lista de traumas aceptados. que el DSM-I. de la misma manera que ocurrió de nuevo con la más reciente 3ª edición. los dispersa en otras categorias. basada en evidencias sintomáticas y sin prestar atención a consideraciones etiológicas ni patogenéticas. la primera edición del Manual Diagnóstico y Estadistico de la Asociación Psiquiátrica Americana de 1952. Trastorno de estrés postraumático Cambio de personalidad tras experiencia catastrófica Trastornos de adaptación . con pocas diferencias con las clasificaciones norteamericanas. Naturalmente. La Clasificación Internacional de Enfermedades de la Organización Mundial de la Salud. LAS NOSOLOGIAS OFICIALES. la patología psiquiátrica corresponde a un retroceso a niveles primitivos de organización. y casi toda la psicopatología es de origen reactivo. el siguiente DSM cambió completamente la terminologia. incluso a la esquizofrenia y a la psicosis maniaco depresiva. como bien dice Horowitz (23). Según Meyer. sobre todo de aquellos aspectos relacionados con episodios estresantes y con la manera de reaccionar ante ellos (22). propone una clasificación de trastornos psiquiátricos ateórica. siguiendo el paso de los fluctuantes consensos entre las figuras más influyentes de la psiquiatria norteamericana. en lugar de agrupar los sindromes de estrés. ha establecido clasificaciones análogas. la reorganización de las clasificaciones internacionales para incluir un apartado bien definido de sindromes de estrés tendría la ventaja de facilitar el estudio de los únicos trastornos psiquiátricos cuya etiologia esconocida.Reconocido como pionero en el estudio de los sucesos vitales. aunque el resto del cuadro reuna claramente los demás criterios clinicos. Otra deficiencia notable del DSM-IV es que. aplicó el término “reacción” a casi todos los trastornos psiquiátricos. con sede en Ginebra. La última CIE-10 (1992) considera los siguientes trastornos de estrés:     Reacción aguda de estrés. Su influencia llegó a ser tan extraordinaria. a pesar de que.

Esto. una crisis fisiológica conducente a una patología orgánica”. ya sea de agresión o de fuga. A esto sigue una subfase de contrashock en la que se movilizan sistemas defensivos y el cuerpo se prepara para la acción. significa: Es la acomodación de una persona a situaciones nuevas y la respuesta inespecífica y estereotipada a todos los estímulos que trastornan su equilibrio. Selye explica que son tres las fases por las que pasa el organismo cuando se enfrenta a una situación de estrés.EVOLUCION DE LOS SINDROMES DE ESTRES EN LA NOSOLOGIA NORTEAMERICANA DSM-I (1952) Reacción aguda de estrés (24) Reacción situacional del adulto Reacción de adaptación DSM-II (1968) Reacción de adaptación DSM-III (1980) Trastorno de estrés posttraumático agudo . al poner en peligro sus reservas adaptativas. cuando este se ve súbitamente expuesto a una situación a la que le resulta difícil adaptarse. de forma simplificada. el cuerpo reconoce el estrés. dilatan las pupilas.retardado Trastorno de adaptación DSM-IV (1994): Trastorno agudo de estrés Trastorno de estrés posttraumático Trastornos de adaptación Consideraciones generales sobre el estrés. incrementan la transpiración. se pierde el tono muscular y se hace más lenta la digestión. es decir. Hans Selye plantea que: “El estrés es una respuesta no específica de carácter y modalidad eminentemente fisiológica que emite un organismo como consecuencia de una situación de constante amenaza que. su combustible de adaptación. 1995). produce una ruptura. Lo primero es una reacción de shock en la que las glándulas endocrinas liberan hormonas (cuando hay estrés las hormonas adrenalina y noradrenalina se mantienen en niveles elevados en el organismo) que aumentan los latidos del corazón y el ritmo respiratorio. elevan el nivel de azúcar en la sangre.crónico . aporte que nos ha permitido identificar los síntomas fisiólogicos del estrés (25): a) Fase reacción de alarma por parte del organismo. (Hernández.. son tres los componentes del Síndrome General de Adaptación. . L.

1986): Primer bloque: Son procesos mediadores procedentes del entorno propiamente dicho. desafiante o amenazante. Ya desde 1966.. además de estar marginando el papel que juega la situación propiamente dicha. y Folkman. S. Estos trastornos psicosomáticos generalmente afectan el sistema nervioso autónomo. osteoporosis. si la situación estresante persiste. que controla los órganos internos del cuerpo. irritabilidad. hipertensión. Richard Lazarus planteó su concepción acerca del fenómeno del estrés. entonces se pasa a la siguiente fase. tensión. por ejemplo. en el transcurso de la cual el organismo hace intervenir todos sus mecanismos de defensa y adaptación y repara cualquier daño causado por la reacción de alarma. se tendría que decir que. La idea central se focaliza en el concepto cognitivo de evaluación. según el cual el estrés constituye un sistema de transacciones complejas entre la persona y su entorno. el cuerpo permanece alerta y no puede reparar los daños.b) Fase de resistencia. el aumento de la presión sanguínea después de una relajada y saludable gimnasia es una conducta de estrés. lo cual conduce a la consideración de un conjunto de variables mediadoras. fatiga. Ciertos tipos de jaqueca. alteraciones en el sistema inmune. c) Fase de agotamiento. el modelo dominante en el tema del estrés es el transaccional. el asma. R. envejecimiento. (27) El esquema sería el siguiente: En este sentido. La concepción de Hans Selye tiene sus limitaciones reales y es que si se define el estrés de acuerdo con ciertas manifestaciones fisiológicas. son ejemplos de alteraciones relacionadas con el estrés (26). (28) . agota las reservas de energía del cuerpo y le puede producir la muerte. que acaba con las reservas adaptativas del organismo. úlcera de estómago. en Psicología. con gran influencia cognitivista. Lazarus tomó en cuenta la consideración de variables intermedias entre la situación y la reacción de los sujetos y añade que esta última depende del grado en que una situación es percibida como dañina. depresión.S. psicológicos y sociales. Actualmente. Lazarus y Cohen (1977). Hoy día el término estrés debe ser entendido como un proceso complejo que implica aspectos biológicos. plantearon la existencia de tres bloques de procesos mediadores (Lazarus. tienen que ver con los recursos del entorno de que se dispone para hacerle frente a las demandas y exigencias externas. pérdida de memoria.

además de que tiene en su base variables tales como: actitud hacia esa situación del entorno. Así pues. que tienen importancia en la dinámica del estrés y se enclavan dentro del término “valoración cognitiva”. Es un proceso determinado principalmente por como el sujeto evalúa su realidad interna y externa. relajación y otros). entre otros) . Veamos el siguiente modelo. anticipación de sus consecuencias y evaluación de sus cortes. las cuales conducen a evaluar esa relación como benigna. · En segundo lugar. al juicio sobre el significado del evento en relación con el bienestar de la persona El proceso de valoración cognitiva ocurre de la siguiente forma (29) · En primer lugar. entre otros. tiene dos manifestaciones básicas: . en la que el sujeto se acomoda a la nueva situación alternando su ambiente interno (uso de drogas. por medio de la cual se intenta manipular o alterar la relación con la situación (huída. que reafirma lo planteado anteriormente (30): . · El tercero de los mediadores psicológicos es el proceso de adaptación. al nivel de energía corporal. existe una valoración primaria que se lleva a cabo sobre la base de las características del entorno y de las opiniones y creencias del hombre en relación con el entorno. que se refiere a la percepción evaluativa de la transacción hombre – ambiente. experiencia previa respecto a ella. Tercer bloque: Son mediadores psicológicos. enfrentamiento. el estrés se origina a través de las relaciones particulares entre la persona y su entorno. alcohol.Una directa. amenazante o irrelevante. se le añade una evaluación secundaria de los recursos que se tienen para hacer frente a la demanda del entorno.Otra indirecta. de enfrentamiento a las exigencias del entorno. hay preparación y planificación ante lo que se avecina.Segundo bloque: Son procesos mediadores de carácter fisiológico y se refieren al estado de salud.

Inestabilidad emocional. . etc. por eso no podemos decir que existen fuentes específicas de estrés que afectan a todas las personas por igual. Aunque si estoy de acuerdo en que el estrés es una mezcla de respuestas fisiológicas – emocionales. . .Coacción de otras personas (padres. .Patrón de conducta tipo A: Entre las características más acusadas de los individuos tipo A están la competitividad. cognitivas y conductuales.Problemas económicos. sino la interpretación que se haga del evento estresor. Cada persona es única. Lo que una persona considera como estresante no lo es para otra.Enfermedades (incluyendo estilos de vida poco saludables) .Externalidad del locus de control. Aún así. . etc. Cuando se habla de estrés no se trata de un impedimento real. la mayoría de los estresores individuales mencionados anteriormente se derivan de este último. ni de demandas o exigencias reales.Estímulos ópticos fuertes y persistentes. · Estresores individuales: . en caso contrario pueden crear diversas dificultades. Los patrones de pensamiento (racionales o irracionales). ya que se considera que. . Si son racionales. a escala personal la gente puede reaccionar de forma muy distinta en situaciones similares. . · Estresores psicosociales: dados por nuestras reacciones a: . de la percepción de las demandas o impedimentos provenientes del entorno (31) Por tanto. . sino más bien de algo subjetivo.Inseguridad. agresividad.Niveles de ruido inaceptables. necesidad de logro. . se encuentran en el centro del proceso de valoración cognitiva que expone el enfoque transaccional de estrés. que en poco le ayudan en su interacción con el medio (33).Presión del tiempo.Modelo Mediacional del Estrés Lo que desencadena la reacción del estrés no es la situación en sí. me atrevo a separar un grupo de factores que se encuentran entre aquellos que más relación guardan con la aparición del estrés. inquietud.Temperaturas insostenibles.Patrones irracionales de pensamiento: Este es un punto interesantísimo. sensación de presiones temporales y la valoración de los acontecimientos como retos personales. Una idea irracional constituye cierta distorsión del pensamiento lógico que forma emociones desagradables en el sujeto. Se agruparán así (32): · Estresores del medio ambiente físico: . contribuyen a las relaciones con el entorno.Conflictos. . superiores).

Sobre generalización: Partir de un hecho cualquiera que ha sucedido y darle un carácter absoluto. Incluso. generalmente utilizada en el contexto de la autoafirmación (asertividad). bastante compatible con la formulada por Lazarus. etc. · Consecuencias en el ámbito organizacional: ausentismo. drogodependencia. . apatía.(34) ¿Qué viene a reafirmarnos esto? Pues. desórdenes psicosomáticos. · Efectos fisiológicos: en los niveles de glucosa. etc. en la presión sanguínea.Razonamiento dicotomizado: Percibir en forma rígida los eventos y adoptar posiciones extremas. · Efectos conductuales: propensión a los accidentes. etc.(35. Albert Ellis.La falta de correspondencia entre la conclusión derivada y las premisas en las cuales se sustentó la misma. agresión.Magnificación del significado de un evento: Una exageración de la importancia que el evento tendrá en la vida del individuo. etc. · .Aarón Beck. temores. A. dificultad en la toma de decisiones. sin lugar para posiciones intermedias. excitabilidad. falta de concentración. fallos de concentración. sobre los eventos.Deficiencia cognoscitiva: El individuo deja de tomar en consideración aspectos significativos de una concepción. un autor que ha tratado este problema. define una fase de identificación y conciencia de las ideas irracionales y sus consecuencias sobre el estado emocional y la conducta. 36) Considerando esto se puede identificar la concepción de Albert Ellis. la importancia que tiene el considerar la percepción individual como factor clave en la relación entorno – sujeto – estrés. pero: ¿cómo nos afecta? Cox (1978) agrupó las afecciones que provoca el estrés al sujeto en seis categorías diferentes (37): · Efectos subjetivos: ansiedad. en un método que elaboró para eliminar las ideas irracionales y que se denomina Terapia Racional Emotiva. 1980): · Inferencias arbitrarias: . Ya conocemos algunas de las causas del estrés. . y Abrhms Elot. insomnio. ¿A?= evento desencadenante ¿C?= consecuencias (manifestaciones somáticas. pobreza de relaciones. depresión. juicios. este último propone una definición de la asertividad que se encuentra entre las más utilizadas. . plantea que las ideas irracionales se apoyan en los siguientes elementos (Ellis. etc) ¿B?= sistema de creencias (ideas. sencillamente. baja productividad. etc. · Efectos cognitivos: bloqueo mental. la llamó ABC. · Efectos sobre la salud: asma. con una teoría al servicio del estrés. . etc.

Esta clasificación ofrece una visión de las múltiples consecuencias del estrés. las enfermedades relacionadas con el estrés son la principal causa de incapacidad laboral. muchos especialistas insisten en que el estrés laboral recibe poca atención. y atención médica y legal. (39) . el 25% de las personas identifican a su trabajo como la principal causa de preocupación y estrés en su vida. Otro de los temas abordados es el del impacto de las enfermedades mentales en las posibilidades laborales de los afectados. se ha obtenido que más del 50% del estrés se da en el trabajo. e incluso para ser aceptados como trabajadores voluntarios. Un estudio realizado en 1988 entre empleados estadounidenses demostró que el 22% sentía frecuentemente temor frente a la posibilidad de perder su trabajo. Sin embargo y a pesar de estos datos. hipertensión y estrés laboral. En 1992. (23. suelen tener dificultades para acceder a un trabajo pago. El mundo laboral es uno de los contextos en el que las personas pasan la mayor parte de su tiempo diario. de acuerdo con el National Institute for Occupation Safety. se ha definido como "Karoshi" (muerte por exceso de trabajo) a un síndrome caracterizado por la combinación de apoplejía. en 1996. Diversos estudios científicos han demostrado que el estrés aumenta el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares. Al menos el 40% del recambio de empleados en las empresas más importantes de los Estados Unidos se debe al estrés relacionado con el trabajo.Finalmente. Se estima que cada afectado pierde 25 días de trabajo anuales a causa del estrés. el porcentaje aumentó hasta un 46%. En investigaciones realizadas en más de 156 países. De acuerdo con los datos del US National Institute for Occupation Safety. la organización de las Naciones Unidas identificó al estrés laboral como una "epidemia" del siglo XX. Entre los aspectos importantes de la relación entre la salud mental y el desarrollo laboral. El estrés laboral y el llamado "Burnout" o agotamiento ya son considerados como genuinos problemas en el desarrollo económico de Salud Mental: el estrés laboral es considerado una "epidemia" de este siglo las empresas. reducción de la productividad. o que lo recibieron en el pasado. accidentes. se menciona la influencia de los trastornos psicológicos en la productividad de las personas. Los individuos que están bajo tratamiento psiquiátrico. cantidad que incluye los costos por ausentismo. recambio de empleados. En Japón. denunció la organización.38) El estrés laboral causa una pérdida anual estimada en 200 000 a 300 000 millones de dólares a la industria en los Estados Unidos.

Sin embargo. el esparcimiento se ha convertido en agotamiento. la situación es diferente—el desafío se ha convertido en exigencias del trabajo que no se pueden satisfacer. El estrés de trabajo puede llevar a la mala salud y hasta la herida.¿Qué es el estrés de trabajo? El estrés de trabajo se puede definir como las nocivas reacciones físicas y emocionales que ocurren cuando las exigencias del trabajo no igualan las capacidades. los recursos. y un sentido de satisfacción se ha convertido en sentidos de estrés. nos sentimos relajados y satisfechos. pero estos conceptos no son iguales. la herida. o las necesidades del trabajador. y nos motiva aprender habilidades nuevas y llegar a dominar nuestros trabajos.” Pero para David y Teresa. Cuando nos encontramos con un desafío. Probablemente a la importancia del desafío en nuestra vida de trabajo refieren los que dicen “un poco de estrés es bueno. las opiniones difieren sobre la importancia de las características del trabajador frente a la importancia de las condiciones del trabajo como la causa primera del estrés de trabajo. ¿Cuáles son las causas del estrés en el trabajo? Casi todos están de acuerdo que el estrés de trabajo resulta de la interacción del trabajador y las condiciones de trabajo. El desafío nos vigoriza psicológicamente y físicamente. El concepto del estrés de trabajo muchas veces se confunde con el desafío. lo que está estresante para una persona podría no estar problema para otra. y el fracaso de trabajo. o las necesidades del trabajador. los recursos. . las diferencias entre características personales como la personalidad y el estilo de sobrellevar el estrés son más importantes para pronosticar si ciertas condiciones de trabajo resultarán en el estrés —es decir que. El estrés de trabajo sigue cuando las exigencias del trabajo no igualan las capacidades. se crea el marco para la enfermedad. Según una corriente de opinión. Esta opinión lleva a estrategias de prevención que concentran en los trabajadores y las maneras de ayudarles a sobrellevar las condiciones exigentes de trabajo. En suma. Estas opiniones distintas son importantes porque sugieren maneras diferentes de prevenir el estrés en el trabajo. Entonces el desafío es un ingrediente importante del trabajo sano y productivo.

La práctica de la medicina es inherentemente estresante. Maslach (1976) (42) quien primero empleó públicamente este concepto para referirse a una situación cada vez mas frecuente entre trabajadores de los servicios humanos. . Día tras día se ponen de manifiesto mayor número de fuentes de estrés. con frecuencia afecta la tolerancia para la frustración y la ambigüedad del profesional. El trabajar con los aspectos emocionales más intensos del cuidado del paciente (sufrimiento. de desgaste o quemazón profesional. Fue originalmente acuñado en los años setenta por el psicólogo clínico Herbert Freudenberger (1974) (41). Los profesionales de la salud mental no sólo no son una excepción sino que constituyen uno de los colectivos de trabajadores de la salud más afectados por el estrés. también conocido como síndrome de «estar quemado» o del «profesional quemado». utiliza el término para referirse al resultado de la relación que se establece entre el individuo y su trabajo. aunque también ofrece muchas satisfacciones a los distintos profesionales de la salud. El síndrome de ″Burnout″ . «quemándose» profesionalmente después de meses o años de dedicación. Sirvió para aunar criterios y poner en común los trabajos realizados sobre pequeñas muestras o bien.SÍNDROME DE BURNOUT Como habíamos señalado anteriormente recientemente los investigadores han llamado la atención sobre dos síndromes particulares que se derivan del estrés laboral. que por la naturaleza de su trabajo debían mantener un contacto directo y continuado con la gente. miedo. tiene en realidad una historia reciente. a una situación de cansancio físico y emocional resultante de las condiciones del trabajo. estas son (40): · Síndrome del ejecutivo. pudiendo conducir a la presencia de signos del síndrome de estrés profesional (32). es decir. sobre experiencias propias. sexualidad y muerte). El estrés crónico que significa estar continuamente bajo tales circunstancias puede llegar a ser emocional y físicamente extenuante. así como de signos indicativos de un aumento de problemas relacionados con el estrés en los trabajadores de los sistemas de salud (21). un psiquiatra psicoanalista norteamericano que estudió las respuestas al estrés de trabajadores de instituciones «alternativas». En noviembre de 1981 se celebró en Filadelfia la I Conferencia Nacional Americana sobre el síndrome de Burnout. Pero fue C. · Síndrome de Burnout. que se convierten en tipos o clasificaciones específicas de estrés. así como tratar con pacientes difíciles.

quienes consideran que es una respuesta inadecuada a un estrés emocional crónico cuyos rasgos principales son: Agotamiento físico y/o psicológico. Se identifica como un tipo de estrés específico de las profesiones asistenciales. sin embargo estos por sí solos no explican en su totalidad el fenómeno. esto supone una autocalificación negativa con rechazo de sí mismo. calidad de las relaciones en el equipo. referido a un vaciado de recursos emocionales que acompaña la sensación de que uno ya nada tiene que ofrecer psicológicamente a los demás.. enfermeras. etc. fría e insensible hacia los destinatarios de los servicios que se prestan. así como por la vivencia de encontrarse emocionalmente agotado. con este planteamiento el individuo intenta superar la falta de recursos emocionales. riesgo de conductas adictivas. caso de antigüedad de más de 10 años en el puesto de trabajo y sexo femenino. trabajadores sociales) y. y casi dos veces más alta que la correspondiente a los controles de su clase socioeconómica. que también es tres veces más alta y los accidentes de tráfico. El Síndrome de Burnout o de quemarse por el trabajo se define como una respuesta al estrés laboral crónico integrado por actitudes y sentimientos negativos hacia las personas con las que se trabaja y hacia el propio rol profesional. disminución del nivel de satisfacción tanto de profesionales como de pacientes. secretarias. en diferentes estudios se cuentan: producción laboral. . periodistas y en todos aquellas profesiones que implican un trato directo con las personas. Entre los factores de riesgo identificados por Mira y col. Trae consecuencias no sólo desde el punto de vista personal sino también institucional con la aparición de ausentismo laboral. psicólogos. poco tiempo por paciente. por esto es muy frecuente en los profesionales de la salud (médicos. la cirrosis. que es la percepción de que los logros profesionales quedan por debajo de las expectativas personales. alta movilidad laboral. que presenta una tasa tres veces más alta que la población general. en general. y otros sociodemográficos.Las cifras del Registro General Británico (42) han puesto de manifiesto tres condiciones en las que los médicos presentan unas tasas de mortalidad marcadamente más elevadas que el resto de la población: el suicidio. de los rendimientos laborales conseguidos y sentimientos de fracaso y baja autoestima. sobrecarga de trabajo. privándolos de su condición de personas. y trata a los demás como objetos o números. La definición de Burnout más consolidada es la que ofrecen Maslach y Jackson (1981). Despersonalización (depersonalization). Falta de consecución de logros personales (personal accomplishment). conocido como cansancio emocional (emotional exhaustion). en profesionales de organizaciones de servicios: educadores. Surge al comprobar que las demandas que se le hacen al profesional exceden su capacidad para atenderlas. ejecutivos. que registran tasas dos veces más altas. y Orozco y col. referida al desarrollo de una actitud negativa. pacientes difíciles. bajos salarios. psiquiatras. y repercusiones en otras esferas como la familiar..

pérdida de altruismo e idealismo. Emocionales. El más característico de ellos es el distanciamiento afectivo con las personas a las que se ha de atender. insomnio. disminución de peso. También puede utilizar para defenderse la intelectualización o la atención parcial hacia lo que le resulta menos desagradable o el uso del cinismo o el menosprecio hacia aquellas personas para las que se trabaja. alienación laboral. 4. Además aparece ansiedad. Fase de estrés laboral. El sujeto trata de dar una respuesta emocional al desajuste a que está sometido. disminución o pérdida de las metas laborales y una falta de responsabilidad en los resultados de su trabajo. Conductuales. irritabilidad. lo que ocasiona una situación de estrés. Niega las emociones anteriormente descritas y que le resultan desagradables. conductas violentas y conductas de alto riesgo como la conducción temeraria o aficiones suicidas. Fase de exceso o sobreesfuerzo. existen autores que consideran en la evolución del síndrome una serie de fases que coinciden en gran parte con las propuestas por Cherniss (1980) (43): 1.Es definido como un cuadro clínico cuyos síntomas principales son: Además de los síntomas cardinales este síndrome se caracteriza por unas manifestaciones asociadas que se dividen en cuatro grupos sintomáticos(43): 1. problemas conyugales y familiares. Incluso un mayor riesgo de embarazos no deseados se ha relacionado con el incremento del estrés laboral. úlceras. que conlleva una disminución de la concentración y el rendimiento en el trabajo. Desplaza los sentimientos hacia otras situaciones o cosas que no tengan que ver con el trato con el cliente. problemas diarreicos. 2. hipertensión arterial. Psicosomáticos. compañeros o jefes. Defensivos. realizando un exceso o sobreesfuerzo. asma y alteraciones menstruales. fatiga. sensación crónica de cansancio. que motiva la aparición de síntomas emocionales como ansiedad. 2. hay un exceso de demandas y una escasez de recursos. consumo elevado de cigarrillos. . FASES EVOLUTIVAS DEL SINDROME DE BURNOUT Aunque casi todos los autores consideran el Burnout como un proceso continuo. Entre ellos se encuentran las cefaleas. Ocurre un desajuste entre las demandas laborales y los recursos tanto humanos como materiales. Utilizados por el sujeto para poder aceptar sus sentimientos. dependencia del alcohol y de otras sustancias tóxicas. Se describen una serie de conductas anómalas que aparecen en el Burnout: absentismo laboral. 3. impaciente y receloso hasta el punto de manifestar rasgos paranoides en su relación con los clientes. tensión y también signos o síntomas laborales tales como la aparición de conductas egoístas. molestias gastrointestinales. dolores osteomusculares de espalda y cuello. El sujeto puede volverse irritable.

está muy poco aclarada en gran parte por la escasez de estudios en nuestro medio. es el caso de las profesiones sanitarias. pasividad. así el sujeto aparecerá emocionalmente distanciado. drogas. abuso de drogas y conductas suicidas. así como las actitudes y conductas laborales alteradas inciden directamente en el rendimiento y funcionamiento de la institución. indecisión. sociales o educativas.(44) La cuantificación de este síndrome. ¿Qué consecuencias trae el Burnout? -Desmotivación. sobre todo en enfermería. mayor rigidez a la hora de realizar su trabajo. con deseos y fantasías de cambio de trabajo. así como su relación con los diferentes factores que le influyen. alcohol. pero las víctimas propicias se encuentran con mayor frecuencia entre aquellas ocupaciones en las que se presta una atención directa a las «necesidades» de las personas. predicándose un empeoramiento de la atención al cliente con una deshumanización y deterioro en la calidad de los servicios prestados y un aumento de los costos económicos y humanos. -Bajo rendimiento. En los sujetos con Burnout se produce un deterioro de su calidad de vida. En principio el síndrome fue estudiado sobre todo en profesores pero en la década de los noventa aumenta el interés por el estudio del Burnout en sanitarios. productividad. -Consumo abusivo de fármacos. con reacciones de huída o retirada. . negativismo. Fase de enfrentamiento defensivo. indiferencia -Muchos errores. En esta fase los profesionales suelen culpar a los demás como responsables y causantes de sus problemas. El deterioro de la salud física y psíquica. accidentes. absentismo. -Insatisfacción laboral.3. siendo más escasos los estudios en los otros sectores sanitarios. Hay un cambio de actitudes y conductas. las consecuencias extremas pueden conducir al abandono del trabajo. Todos los trabajadores son susceptibles de quemarse. niveles elevados de absentismo laboral y actitudes cínicas y despreciativas en relación con los usuarios. empleadas por el individuo para defenderse de las tensiones a que se ve sometido.

tal vez por la doble carga de trabajo que acarrea la práctica profesional y la tarea familiar. hay una relación positiva entre éstos y la disminución de la efectividad en el trabajo. entregados a su trabajo y que se identifican de forma exagerada con los receptores de su atención. En relación a la edad hay opiniones contradictorias a la hora de establecer una relación entre edad o antigüedad profesional y el desarrollo del síndrome de Burnout. otros en hombres y otros no encuentran diferencias. tienen una personalidad de tipo emocional y esto es algo que con frecuencia encontramos entre los individuos que empiezan a trabajar en profesiones humanitarias. En relación a las profesiones de riesgo. veterinarios. tendría cierto grado de importancia ya que se considera que existe un período dentro de la profesión (especialmente durante los primeros años de ejercicio) en los cuales el profesional es más vulnerable. a más años de ejercicio menor grado Burnout (Cherniss. auxiliares de clínica. Para Maslach y Jackson (1985) (45). Sin embargo. entusiastas. Pero el síndrome no es exclusivo de las profesiones clínicas. funcionarios de prisiones. En parte debido a la transición entre el idealismo. existen estudios que no encuentran ningún tipo de relación [Mac Dermott (1984) (39).FACTORES QUE INTERVIENEN EN EL DESARROLLO DEL BURNOUT Existen una serie de factores personales o individuales. haciendo al individuo más vulnerable al desarrollo del Burnout. aunque parece no influir en la aparición del síndrome. gran número de estudios coinciden en que el más afectado por el síndrome es el sexo femenino. La profesión donde con más frecuencia se ha descrito es en la de enfermería. Tanto los sucesos agradables como los desagradables pueden producir altos niveles de estrés. controladores de tráfico aéreo. Heim (1993) (44)]. laborales y socioculturales. farmacéuticos. Donohoe et al. Por otro lado. Para algunos autores la relación es inversa o negativa. familiar e incluso religioso se ha visto que se comportan como atenuadores del estrés laboral. terapeutas ocupacionales. pero existen autores que encuentran mayores niveles de Burnout en mujeres. Según Bhagat (1983) (45). El apoyo social. que todo individuo . también se ha encontrado en profesores. sin embargo. Hock (1988) (40). 1978) (38). jueces y ministros de la iglesia protestante. La edad. Los sujetos predispuestos a desarrollar el síndrome se caracterizan por ser motivados pero obsesivos. hay una influencia clara de los sucesos vitales estresantes. (1993) (11)]. Henry et al (1991) (43). El sexo es otra variable con un papel controvertido. ejerciendo un efecto negativo sobre la aparición del Burnout [Capner y Cantalbiano (1993) (42). así como en la adaptación al mismo. el Burnout se produce en profesiones de ayuda en las que se prestan servicios humanos directos y de gran trascendencia para el individuo que los demanda. las mujeres sobrellevan mejor los conflictos laborales que los hombres. Por último. aunque también ha sido estudiado en otros profesionales sanitarios como médicos. 1982) (37). foniatras y odontólogos. encuentran una relación directa (Pines y Maslach. asistentes sociales. que se pueden relacionar con el Burnout. (Maslach. fisioterapeutas. Otros estudios. 1982) (36). policías.

tiene cuando comienza a ejercer. Aquellas personas solteras. (48) . pero los estudios realizados no muestran una diferencia significativa. Pérdida de la vocación. El número de trabajadores de un lugar también se relaciona con el cansancio emocional. llevando al profesional a una atención rápida y despersonalizada. (46) Algunos investigadores establecen etapas dentro del proceso de instauración del síndrome: · · · · Exceso de demanda laboral. la falta de realización personal y el desarrollo del síndrome. tal vez por la falta de comunicación o la falta de grupos de apoyo. (47) Algunos autores hablan de una menor predisposición al síndrome en persona con hijos. y la práctica cotidiana de la profesión. Desmoralización y pérdida de ilusiones. Sobreesfuerzo con ansiedad y fatiga. En general existe la idea en la sociedad de que los miembros de un equipo de salud curan. Existe una relación importante entre Burnout y la sobrecarga laboral en los profesionales de la salud. menor realización personal y mayor despersonalización que aquellas otras casadas o con pareja estable. con un mayor desarrollo del síndrome en aquellos que asisten a un número elevado de pacientes y especialmente dentro del personal de enfermería cuando el número de enfermos a cargo supera los 20 y cuando el tiempo de trabajo es mayor a las 40 horas semanales. y este concepto aumenta la exigencia laboral. Pero en varios estudios realizados el grupo de edad con un mayor cansancio emocional fue el de los mayores de 44 años en quienes también se asoció la falta de realización personal. Esta falta de realización se encuentra más marcada en los profesionales con mayor antigüedad en el lugar de trabajo: aquellos que tienen más de 19 años de ejercicio de profesión y más de 11 años en el mismo lugar de trabajo. En una consulta existe muchas veces falta de diálogo por la escasa disponibilidad de tiempo con la que se cuenta. El estado civil se ha asociado también al síndrome aunque no existe un consenso uniforme sobre este punto. en especial en el ámbito hospitalario cuando el número de trabajadores supera los 1000. por la mayor responsabilidad que esto implica. viudas o divorciadas demuestran un mayor cansancio emocional. Un 65% de la población se encuentra disconforme con la relación médico-paciente. Esta situación influye de manera negativa en algunos pacientes y también en el médico. Se observa una disminución en la producción y una tendencia a la desorganización que acompaña al agotamiento personal.

).. la respuesta desarrollada son sentimientos de baja realización personal en el trabajo y de agotamiento emocional.La necesidad de estudiar el síndrome de quemarse por el trabajo viene unida a la necesidad de estudiar los procesos de estrés laboral. agotamiento emocional y despersonalización. Peiró y Valcárcel. disminución de la calidad. . Actualmente. El síndrome de quemarse por el trabajo debe ser entendido como una respuesta a fuentes de estrés crónico (estresores). resulta necesario considerar los aspectos de bienestar y salud laboral a la hora de evaluar la eficacia de una determinada organización. así como al reciente hincapié que las organizaciones han hecho sobre la necesidad de preocuparse más de la calidad de vida laboral que ofrecen a sus empleados. En esta situación. Estas personas son vistas por los profesionales de manera deshumanizada debido a un endurecimiento afectivo. (49) El síndrome es un tipo particular de mecanismo de afrontamiento y autoprotección frente al estrés generado por la relación profesional-cliente. El agotamiento emocional alude a la situación en la que los trabajadores sienten que ya no pueden dar más de sí mismos a nivel afectivo. Gil-Monte y colaboradores (Gil-Monte y Peiró. 1998) han señalado que esta respuesta aparece cuando fallan las estrategias funcionales de afrontamiento que suelen emplear los profesionales de la salud. En el contexto de las organizaciones sanitarias son estresores especialmente relevantes para el desarrollo del síndrome las relaciones sociales de los profesionales de la salud con los pacientes y sus familiares. disminución de la productividad. Por baja realización personal en el trabajo se entiende la tendencia de los profesionales a evaluarse negativamente. Este fallo supone sensación de fracaso profesional y de fracaso en las relaciones interpersonales con los pacientes. de actitudes y conductas de cinismo hacia las personas destinatarias del trabajo. La despersonalización se define como el desarrollo de sentimientos negativos. etc. rotación. absentismo. una experiencia de estar emocionalmente agotado debido al contacto "diario" y mantenido con personas a las que hay que atender como objeto de trabajo. Gil-Monte. 1997. pues la calidad de vida laboral y el estado de salud física y mental que conlleva tiene repercusiones sobre la organización (v. Asimismo. Los trabajadores se sienten descontentos consigo mismo e insatisfechos con sus resultados laborales.g. Ante esos sentimientos el individuo desarrolla actitudes y conductas de despersonalización como una nueva forma de afrontamiento. y por la relación profesional-organización. Desde un enfoque psicosocial el fenómeno ha sido conceptualizado como un síndrome de baja realización personal en el trabajo. y de forma especial esa evaluación negativa afecta a la habilidad en la realización del trabajo y a la relación con las personas a las que atienden. Es una situación de agotamiento de la energía o los recursos emocionales propios. la incidencia del síndrome de quemarse por el trabajo sobre los profesionales de la salud conlleva también repercusiones sobre la sociedad en general.

Clasificación del Síndrome por Grados (35.). gastritis y úlcera.. absentismo. alteraciones cardiorespiratorias. si permanece a lo largo del tiempo. Es normal que recurren a la automedicación.42.g. Problemas en las relaciones interpersonales. etc.). el estrés laboral tendrá consecuencias nocivas para el individuo. Moderado:         Grave:  Disminuye marcadamente la productividad laboral. Pesimismo. Extremo:  Presente cuadro de aislamiento y/o sentimiento de pena y tristeza. contracciones musculares.Así. jaquecas. accidentes.g.  La sensación de fracaso se acompaña de falla del sentido del trabajo y de la profesión. abandono. deterioro del rendimiento y de la calidad asistencial o de servicios. y para la organización (v.  Es frecuente el abuso del alcohol y/o de los psicofármacos. en forma de enfermedad o falta de salud con alteraciones psicosomáticas (v. Cambios en el peso. . mareos y vértigos.48): Leve:  Presenta síntomas físicos como: dolor de cabeza. dificultad para dormir.. el síndrome de quemarse por el trabajo es un paso intermedio en la relación estrés-consecuencias del estrés de forma que.  Pueden observarse cambios en el carácter y disminución de operatividad laboral y eficacia.  Existe riesgo de cometer suicidio Generalmente presenta: Alteraciones del sueño Dificultad para concentrarse. Disminución del apetito sexual. etc.  Aumenta el ausentismo y la sensación de disgusto acompañado de baja autoestima. dolores en la espalda. rotación no deseada.

c) Desde un nivel organizacional.Desencadenantes del síndrome en los profesionales de la salud. Hay que tener en cuenta los importantes cambios socioculturales que se han producido en las últimas décadas que juegan sin duda un papel importante en la aparición de este síndrome. y las respuestas disfuncionales por parte de la dirección a los problemas organizacionales. conflicto y sobrecarga de rol. b) En el plano de las relaciones interpersonales. (50) El estrés en los profesionales de la salud está originado por una combinación de variables físicas. Asimismo. los problemas de libertad de acción. etc. en sistemas socioeconómicos donde los profesionales de la salud trabajan en organizaciones que responden al esquema de una burocracia profesionalizada. Una taxonomía de esos estresores permite identificar cuatro niveles (Gil-Monte y Peiró. Todo esto ciertamente influye en la frustración y desencanto sistemático que sufren muchos profesionales en relación a su trabajo. la existencia de sentimientos de altruismo e idealismo lleva a los profesionales a implicarse excesivamente en los problemas de los pacientes. cuando son tensas. conflictivas y prolongadas. Estas organizaciones inducen problemas de coordinación entre sus miembros. que supone sobrecarga laboral. Consecuentemente. y convierten en un reto personal la solución de los problemas. Los avances científicos y tecnológicos. tanto propios como ajenos. Todo ello resulta en estresores del tipo de ambigüedad. falta de especificidad de funciones y tareas. psicológicas y sociales. lo cual redundará en bajos sentimientos de realización personal en el trabajo y alto agotamiento emocional. . se sienten culpables de los fallos. donde el cuidado de la salud se ha convertido en un artículo más de consumo. trabajo en turnos. sufren la incompetencia de los profesionales. con la medicalización universal de las dificultades y la hospitalización de todo tipo de sufrimiento. falta de autonomía y autoridad en el trabajo para poder tomar decisiones. van a aumentar los sentimientos de quemarse por el trabajo. trato con pacientes problemáticos. las relaciones con los pacientes y con los compañeros de igual o diferente categoría. o por parte de la dirección o de la administración de la organización son fenómenos característicos de estas profesiones que aumentan también los sentimientos de quemarse por el trabajo. lo que supone conflicto y ambigüedad de rol. rápidos cambios tecnológicos. en una sociedad donde impera el consumismo y la satisfacción sin límites. con el dolor y con la muerte. contacto directo con la enfermedad. Son profesionales en los que inciden especialmente estresores como la escasez de personal. la incorporación rápida de innovaciones. 1997): a) En el nivel individual. el consecuente envejecimiento de la población y multiplicación de las patologías crónicas e invalidantes. la falta de apoyo en el trabajo por parte de los compañeros y supervisores.

Un segundo grupo recoge los modelos elaborados desde las teorías del intercambio social.g. autoeficacia. en el entorno social. . Uno de los modelos más representativos de este grupo es el modelo de competencia social de Harrison (1983). Altos niveles de motivación junto con la presencia de factores de ayuda (v. etc. la aparición de nuevas leyes y estatutos que regulan el ejercicio de la profesión..) Aproximaciones teóricas Los modelos elaborados desde consideraciones psicosociales para explicar el síndrome de quemarse por el trabajo pueden ser clasificados en tres grupos (GilMonte y Peiró. los factores barrera (v. 1997). disminuyen los sentimientos de autoeficacia y. participación en la toma de decisiones.g. Por el contrario. conflictos interpersonales.) aumentan la eficacia percibida y los sentimientos de competencia social del individuo. con el tiempo.g. ausencia o escasez de recursos. etc.. Estos modelos consideran que el síndrome de quemarse por el trabajo tiene su etiología en las percepciones de falta de equidad o falta de ganancia que desarrollan los individuos como resultado del proceso de comparación social cuando establecen relaciones interpersonales. etc.d) Por último. La mayoría de los individuos que empiezan a trabajar en profesiones de servicios de ayuda están altamente motivados para ayudar a los demás y tienen un sentimiento elevado de altruismo.) dificultan la consecución de los objetivos. buena capacitación profesional. disponibilidad y disposición de recursos. autoconcepto. se origina el síndrome de quemarse por el trabajo. cambios en los perfiles demográficos de la población que requieren cambios en los roles. objetivos laborales realistas.. nuevos procedimientos en la práctica de tareas y funciones. Esta motivación junto con los presencia de factores de ayuda o factores barrera van a determinar la eficacia del individuo en la consecución de sus objetivos laborales. aumento de las demandas cuantitativa y cualitativa de servicios por parte de la población. etc. se encuentran como desencadenantes las condiciones actuales de cambio social por las que atraviesan estás profesiones (v. sobrecarga laboral. disfunciones del rol.. pérdida de estatus y/o prestigio. Se caracterizan por otorgar a las variables del self (v. Según Harrison la competencia y la eficacia percibida son variables clave en el desarrollo de este proceso.g. ausencia de objetivos laborales realistas. autoconfianza.) un papel central para explicar el desarrollo del síndrome. El primer grupo incluye los modelos desarrollados en el marco de la teoría sociocognitiva del yo. cambios en los programas de educación y formación.

En relación a los procesos de intercambio social. y que origina disfunciones en el rol y conflictos interpersonales. La incertidumbre (falta de claridad sobre lo que uno siente y piensa sobre cómo debe actuar). la cultura y el clima organizacional. Pero. Además. el tercer grupo considera los modelos elaborados desde la teoría organizacional. En el contexto de las organizaciones sanitarias también contribuye al desarrollo del síndrome de quemarse los procesos de afiliación social que originan situaciones de contagio del síndrome (profesionales que adoptan los síntomas del síndrome que perciben en sus compañeros). y por la orientación en el intercambio. para Buunk y Schaufeli (1993) el síndrome de quemarse por el trabajo tiene una doble etiología: a) Los procesos de intercambio social con las personas a las que se atiende. la relación entre estas variables antecedentes y los sentimientos de quemarse por el trabajo está modulada por los sentimientos de autoestima. Por último. la falta de salud organizacional. que resalta la importancia de la estructura. la cultura y el clima organizacional como variables clave en la etiología del síndrome. b) Los procesos de afiliación y comparación social con los compañeros del trabajo. 3. la estructura. En relación a los procesos de afiliación social y comparación con los compañeros. . identifican tres fuentes de estrés relevantes: 1. Los antecedentes del síndrome varían dependiendo del tipo de estructura organizacional y de la institucionalización del apoyo social. La percepción de equidad (equilibrio percibido entre lo que las personas dan y lo que reciben en el transcurso de sus relaciones). en las burocracias profesionalizadas (por ejemplo hospitales y centros de salud). Son modelos que se caracterizan porque enfatizan la importancia de los estresores del contexto de la organización y de las estrategias de afrontamiento empleadas ante la experiencia de quemarse. el síndrome está causado por la relativa laxitud de la estructura organizacional que conlleva una confrontación continua con los demás miembros de la organización. por los niveles de reactividad del individuo. La falta de control (posibilidad del individuo de controlar los resultados de sus acciones laborales). es crucial en el desarrollo del síndrome la falta de apoyo social en el trabajo por miedo a las críticas o a ser tachado de incompetente. Un modelo característico de este grupo es el modelo de Winnubst (1993). Estos modelos incluyen como antecedentes del síndrome las disfunciones del rol. 2.Por ejemplo. Los profesionales de salud pueden rehuir el apoyo social porque puede supone una amenaza para la autoestima.

Se plantea que la capacidad de defensa del individuo ante el estrés depende de factores tales como: edad (a mayor edad. Ya hemos visto que la personalidad del individuo juega un papel fundamental en la estrategia de afrontamiento que se asuma. Dado que a través del apoyo social es posible influir sobre las diversas disfunciones que se derivan de cualquier tipo de estructura organizacional. Lazarus y Folkman (1986)definen el afrontamiento como “aquellos esfuerzos cognitivos y conductuales constantemente cambiantes que se desarrollan para manejar las demandas específicas externas y/o internas que son evaluadas como excedentes o desbordantes de los recursos del individuo”. o no lo padecían o se mostraba en niveles moderados. a mayor edad y más apoyo social en el contexto en que el sujeto se desenvolvía. . Es decir. información o simpatía o comprensión. Es sumamente importante conocer las manifestaciones del síndrome de Burnout pero también es de vital importancia la solución a poner en práctica ante el problema. . entonces se volvían menos vulnerables al síndrome. . .Autocontrol: Esfuerzos para regular los sentimientos y acciones. sexo (las mujeres se enfrentan mejor a los conflictos y al cambio) y el apoyo social como amortiguador del estrés. .El apoyo social en el trabajo afecta de manera importante a la percepción que el individuo tiene de la estructura organizacional. el afrontamiento al estrés resultaba más exitoso. pudimos comprobar que en las poblaciones estudiadas las variables edad y apoyo social correlacionaban inversamente con la vulnerabilidad al síndrome. En las investigaciones que mencionaba anteriormente con relación al Burnout.Confrontación: Acciones directas para alterar la situación. esta variable es considerada en el modelo una variable central de cara a la intervención sobre el síndrome. . Pero no podemos tratar ningún tema vinculado al estrés sin tratar aspectos fundamentales sobre el afrontamiento al mismo. Además.Reevaluación positiva: Esfuerzos para crear un significado positivo centrándose en el desarrollo personal.Búsqueda de apoyo social: Acciones para buscar consejo.Distanciamiento: Esfuerzos para separarse de la situación. . Modos de afrontamiento según Lazarus y Folkman: . es por eso que a continuación haremos referencia a algunas consideraciones elementales sobre el afrontamiento al estrés y posteriormente veremos ¿cómo se actúa ante un caso de Burnout? ¿Cómo afrontar el estrés? No existen dos personas que respondan de igual forma a los mismos agentes estresores. es decir cómo tratarlo. sobre todo en la variable apoyo social.Aceptación de responsabilidad: Reconocimiento de la responsabilidad en el problema. .Planificación: Implica una aproximación analítica a la situación. mayor seguridad).Huida: Evitación de la situación de estrés. son aquellas estrategias adaptativas que permiten al individuo ajustarse a los requerimientos de las situaciones desafiantes de su entorno.

identificar aquellos síntomas que aparecen asociados a estas situaciones. ¿qué valoración antepuse en el enfrentamiento a esa situación?. lo esencial en todo este proceso es que el individuo reconozca y comprenda ¿por qué esa situación nos produce estrés?. por ejemplo: tensión y dolor de cabeza. sudores. palpitaciones. no conviene olvidar que todos necesitamos algún nivel de estrés para funcionar con normalidad. entre otros. después de un análisis exhaustivo. Nos aburrimos si la vida es pacífica y tranquila demasiado tiempo. fundamentalmente dirigidos por el terapeuta para un mejor aprovechamiento. etc. Sólo si el estrés es demasiado intenso o constante puede ser penoso o peligroso. · Horarios de sueño y descanso adecuados que permiten al organismo recuperarse de las fatigas diarias. Está demostrado que 30 minutos diarios de ejercicios ayudar a reducir los afectos negativos del estrés. Pero lo esencial para un afrontamiento exitoso al estrés es el papel activo del sujeto. por lo cual él debe: · Tornarse consciente del problema: Aquí está comprendido el reconocimiento del problema que nos produce estrés y también el darse cuenta de que esto es el resultado de una situación que nos impide el alcance de nuestros objetivos. deportes. pastillas para dormir que sólo permiten evadir el problema.Si consideramos que el afrontamiento individual parte del principio básico de que el estrés es inevitable. aquellas situaciones que percibimos como amenazantes o desafiantes en nuestra vida cotidiana. ¿Cómo reconocer lo que nos produce estrés? Identificando. al mismo tiempo. pero es más difícil si no se haya en él. · Protegerse del alcohol. como por ejemplo: cambios recientes. nos hace estar alerta e interesados(51). · Régimen alimenticio adecuado para evitar el exceso de grasa en el organismo. . responsabilidades. Sigmund Freud dijo algo como esto: he sido un hombre afortunado. · Ejercicios de relajación. ¿dónde está escrito que tiene que ser así?. · Gimnasia. Eso sí. ya se tiene ganada el 50% porciento de la batalla contra el padecimiento. caminar. incluso. Son diversos los programas diseñados para luchar contra el estrés. Hay un proverbio chino que dice: es muy difícil atrapar a un gato negro en un cuarto oscuro. nada en la vida me fue fácil. Cuando se identifica el qué y el porqué del estrés. la mayoría de ellos incluye(50): · Acciones psicoterapéuticas para fortalecer el yo y favorecer el enfrentamiento del hombre a las situaciones estresantes. ¿estas valoraciones están basadas en hechos obvios y me ayudan a alcanzar mis propósitos?. tranquilizantes. ¿qué significado tiene para mí?.

de Aristóteles: “O el problema tiene solución y entonces no hay de que preocuparse. nunca he visto mejor estrategia de afrontamiento que esta.¿Después? · Desarrollar nuevas estrategias de enfrentamiento a las situaciones que consideramos estresantes y a la vida en general. . En realidad. cada persona debe tomarse su propio paso. cuando sea posible. · El pensamiento debe corresponderse con una visión objetiva de la realidad. · Tomarse el tiempo necesario para todo es muy importante. (51) Se puede encarar el estrés mediante el uso de estrategias adaptativas y eficaces. · No existe una solución única y perfecta para cada problema. depende en mucho de cómo lo tomemos. esto le posibilitará canalizar sus esfuerzos en la dirección en la cual existe la posibilidad de un progreso significativo De igual forma que un sujeto puede afrontar adecuadamente el estrés evitando que se quede. debemos aprender a enfrentar las situaciones con los recursos que tenemos a mano. Anteriormente habíamos visto como el individuo a través del autoanálisis alcanza cierto grado de claridad cognitiva que le permite discriminar que puede cambiar o no en su entorno y en sus percepciones. también puede evitar que se manifieste. ¿cómo? : · Aprender a medir las fuerzas y no violentándose uno mismo intentando hacer algo más allá de sus posibilidades. Si es bueno o malo lo que nos ocurre en la vida. o el problema no tiene solución y entonces no hay de que preocuparse”. · Lo trágico no son las situaciones sino el modo de interpretarlas. es conveniente ver los conflictos y contratiempos como desafíos y no como situaciones amenazadoras.

Se trata de formar grupos de autoayuda.  A nivel individual: · Se intenta que el profesional adquiera nuevos conocimientos científicos. espacios de recreación. Por la la institución laboral: Fomentar el trabajo en equipo. Compartir con gente positiva. · Se intenta que se asuma mentalidad de equipo. Evaluar el área espiritual. Diseñar estrategias eficaces de intervención para brindar ayuda a aquellas personas que sufren este síndrome. Aumentar la capacitación en las técnicas de comunicación y organización. Dedicarse más tiempo asimismo.  - . · Se estimula el trabajo en equipo. Socializar y ejercitarse.  A nivel grupal: · Se intenta que el grupo de trabajo se entrene en la resolución de problemas. tiempo para deportes. Pedir y buscar ayuda si siente que su conducta ha cambiado en los ultimas meses y sospecha que este cambio esta relacionado con el trabajo. Dialogar con los compañeros de trabajo para saber si están pasando por una situación similar y plantearse que pueden hacer al respeto. · Se estimula al desarrollo de una vida extralaboral. ¿Cómo se actúa ante un caso de Burnout?(52):  Se encara desde un punto de vista individual y grupal. Aprender a decir que no a los oportunistas en el empleo que se recuestan de otros. hobbies. identificar esas áreas de trabajo que más disfruta realizar. Mejorar la satisfacción laboral. aumento de vínculos sociales. . ¿Que se puede hacer una vez que se está "quemado(a)?  Por el individuo: Reconocer que le causa el estrés.

c) Eliminar o disminuir los estresores del entorno organizacional que dan lugar al desarrollo del síndrome (nivel organizacional). b) Potenciar la formación de las habilidades sociales y de apoyo social de los equipos de profesionales (nivel grupal). tomar pequeños momentos de descanso durante el trabajo. Dentro de las técnicas y programas dirigidos a fomentar las primeras se encuentran el entrenamiento en solución de problemas. el ensayo conductual y la potenciación del autocontrol. es necesario un breve periodo de baja laboral y en los casos más graves hay que recurrir a los fármacos antidepresivos. el empleo de estrategias de afrontamiento de control o centradas en el problema previene el desarrollo del síndrome de quemarse por el trabajo. . Las estrategias para la intervención deben contemplar tres niveles: a) Considerar los procesos cognitivos de autoevaluación de los profesionales. los intentos de intervención deben incorporar otras acciones. el entrenamiento de la acertividad. Las terapias que se utilizan van encaminadas a restablecer la salud psicológica del afectado y recuperar el rendimiento laboral y se basan en el control del estrés. y el desarrollo de estrategias cognitivo-conductuales que les permitan eliminar o mitigar la fuente de estrés. Por el contrario. pero también incluye evaluación periódica de los profesionales y retroinformación sobre su desarrollo del rol. el empleo de estrategias de evitación o de escape facilita su aparición. y del entrenamiento para el manejo eficaz del tiempo. o neutralizar las consecuencias negativas de esa experiencia (nivel individual).Tratamiento y prevención. (52) La solución más eficaz para prevenir este síndrome pasaría por el establecimiento de cursos de formación destinados a aumentar la competencia psicosocial. y marcarse objetivos reales y factibles de conseguir. evitar la experiencia de estrés. los recursos emocionales del profesional y el fortalecimiento de la salud psicológica de los empleados. En el nivel individual. En el nivel grupal e interpersonal las estrategias pasan por fomentar el apoyo social por parte de los compañeros y supervisores. En ocasiones. ni tampoco una estrategia simple de prevención. Este tipo de apoyo social debe ofrecer apoyo emocional. Pero. No existe ningún tratamiento específico para el síndrome de "Burnout". Los administradores de recursos humanos en el ámbito de la sanidad deben ser conscientes de que la primera medida para evitar el síndrome de quemarse por el trabajo es formar al personal para conocer sus manifestaciones. además de considerar programas que impliquen la adquisición de conocimientos. También pueden ser estrategias eficaces olvidar los problemas laborales al acabar el trabajo.

establecer líneas claras de autoridad. con el objetivo de acercar a los nuevos profesionales a la realidad laboral y evitar el choque con sus expectativas irreales. Otras estrategias que se pueden llevar a cabo desde el nivel organizacional son reestructurar y rediseñar del lugar de trabajo haciendo participar al personal de la unidad. Junto a los procesos de retroinformación grupal e interpersonal por parte de los compañeros. la dirección de las organizaciones debe desarrollar programas de prevención dirigidos a mejorar el ambiente y el clima de la organización. aumentar el estímulo y reconocimiento a los trabajadores en su propio ámbito laboral. Los conflictos en cuanto al nivel organizacional cobran una mayor importancia en aquellos sistemas socioeconómicos donde se ejerce la Medicina Privada y la atención al paciente se despersonaliza.. establecer objetivos claros para los roles profesionales. El objetivo de estos programas se centra en mejorar el ambiente y el clima organizacional mediante el desarrollo de equipos de trabajo eficaces (v. . es conveniente implantar programas de desarrollo organizacional. en el nivel organizacional. y mejorar las redes de comunicación organizacional.g. se debe dar retroinformación desde la dirección de la organización y desde la unidad o el servicio en el que se ubica el trabajador.Por último. Además. Como parte de estos programas se recomienda desarrollar programas de socialización anticipatoria. formación de grupos T). También se deben desarrollar procesos de retroinformación sobre el desempeño del rol.

2. En este Síndrome se ponen de manifiesto un conjunto de conductas (como el deterioro del rendimiento. siendo los principales estresores que los afectan: la escasez de personal. en general. lo que es lo mismo. 6. trato con pacientes problemáticos. El estrés en los profesionales de la salud está originado por una combinación de variables físicas. 7. disminución del nivel de satisfacción tanto de profesionales como de pacientes. actitudes pasivoagresivas con los pacientes y pérdida de la motivación. trabajo en turnos. en las que se implicarían tanto factores internos (valores individuales y sociales. la pérdida de responsabilidad. no disponiendo de recursos adecuados para amortiguar el estrés que su trabajo implica. y repercusiones en otras esferas como la familiar. familiares y organizacionales. 5. entre otros). en profesionales de organizaciones de servicios que trabajan en contacto directo con la población. riesgo de conductas adictivas. las intervenciones más realistas para la prevención y alivio del desgaste profesional son las estrategias individuales basadas en el cambio de actitud como factor crítico. . rápidos cambios tecnológicos. lo que supone conflicto y ambigüedad de rol. se encuentra desbordado. etc. alta movilidad laboral. contacto directo con la enfermedad. falta de autonomía y autoridad en el trabajo para poder tomar decisiones.l sino también institucional con la aparición de ausentismo laboral. la sensación de no poder dar más de sí mismo. con el dolor y con la muerte. así como por la vivencia de encontrarse emocionalmente agotado que se presenta con mayor frecuencia en los profesionales de la salud y.CONCLUSIONES 1. convirtiéndolo en una variable central de cara a la intervención sobre el síndrome. El rasgo fundamental del Burnout es el cansancio emocional o. 3. falta de especificidad de funciones y tareas. psicológicas y sociales. Aunque en el desarrollo del síndrome de Burnout se hallan implicados factores personales. rasgos de personalidad) como externos (organizacionales. que supone sobrecarga laboral. grupales). por lo que debemos considerar que a través del apoyo social es posible influir sobre las diversas disfunciones que se derivan de cualquier tipo de estructura organizacional. estando agotada su capacidad de reacción adaptativa. El apoyo social en el trabajo afecta de manera importante a la percepción que el individuo tiene de la estructura organizacional de la institución donde labora. laborales. El síndrome de quemarse por el trabajo se define como una respuesta al estrés laboral crónico integrado por actitudes y sentimientos negativos hacia las personas con las que se trabaja y hacia el propio rol profesional. Sus consecuencias se manifiestan no sólo desde el punto de vista persona. 4.

RECOMENDACIONES 1. Realizar estudios investigativos sobre la incidencia del Síndrome de Burnout en nuestros profesionales de la salud para diseñar políticas adecuadas de intervención ante esta problemática de la que no estamos exentos. 2. Desarrollar programas de promoción y prevención de salud a los diferentes niveles de nuestro Sistema Nacional de Salud. así como sus consecuencias nocivas tanto en el ámbito personal. como institucional. . talleres educativos para dar a conocer a todo el personal de salud los principales factores relacionados con el riesgo de ser afectados por este síndrome. Diseñar programas de instrucción a través de diferentes modalidades: charlas. sus principales manifestaciones. dirigidos a disminuir la incidencia de este Síndrome en el personal tanto técnico como profesional. laboral como familiar. así como la conducta a seguir tanto en el nivel individual. conferencias magistrales. 3.

C Med Psicosom 1993.12:1-18.4(10):207-13. Manual de psicología preventiva. Rodríguez Pulido F. London: John Wiley & Sons. Heim E. Álvarez Gallego E. Caltabiano ML. Rev Asoc Esp Neuropsiquiatr 1991. Burnout Syndrome in General Hospital Doctors.27:18-26. Firth-Cozens. 3.73(2):555-61. 2001. 14. Henry D. Chertok F. Merino J. et al. Factors affecting the progression towards burnout: a comparison of professional and volunteer counsellors.BIBLIOGRAFÍA 1. Jegerski J. Editorial de Ciencias Médicas. Margison FR. 12. 7.19(6):93152. 11. 5. Serie Análisis de Recursos Sanitarios. 8. Organizational and family systems factors in stress among ministers. Keys C. 13. Psicología Médica. Am J Community Psychol 1991. Fernando. 10. Psychol Rep 1993. Rev Asoc Esp Neuropsiquiatr 1991. Urdaniz AP. El síndrome de «burnout» o el desgaste profesional: Revisión de estudios. Staff Burnout: Job Stress in the Human Services. 1994. Bewaltigung der Berufsstressoren in den Heilberufen. Reig A. Stress in Health Professionals. Suicide by physicians. El Síndrome «Burnout» o el Desgaste Profesional (II): Estudio Empírico de los Profesionales Gallegos del Área de Salud Mental.21:25765. En: Payne. Blachly PH. Bull Suicidol 1968. 6. Madrid: Siglo Veintiuno de España eds. 1982. London: Sage Publications. 4. Fernández Canti G. Núñez de Villavicencio. Capner M. Burnout: The cost of caring. 12. Stress in Psychiatrists. Roduner G. Cherniss C. Fernández Ríos L. NJ Englewood Cliffs. Caruana A.11:267-73. Fernández Ríos L. . Maslach C. 1987. 1995. Servicio Canario de Salud. Teoría y práctica. Disher W. 2. Influencia del estrés en el consumo de tabaco en profesionales de la salud. 9. Psychother Psychosom Med Psychol 1993. Prentice Hall. Análisis del Modelo de la Asistencia Psiquiátrica y la Salud Mental de Canarias. 1980. Álvarez Gallego E. D Vega E. Eur J Psychiatry 1996. Fernández Ríos L. 16.43(9):307-14.

Fundación Jiménez Díaz. Martínez C. Daniel Vega E. Llor B. Tesis Doctoral. Jr. Herrero M. Síndrome de burnout entre profesionales del Hospital Clínico Universitario de Zaragoza. An Psiquiatría 1994. Fernández Canti G. Work-related stress and depression among practicing emergency physicians: an international study. Hábitos de consumo de tabaco en profesionales de la salud y de la docencia en la Comunidad Valenciana. Fagin L.22:347-58. The Claybury community psychiatric nurse stress study: is it more stressfull to work in hospital or in the community? J Adv Nurs 1995. Quantitative analysis of burnout and its associated factors in AIDS nursing. 22. Estudio de dos medidas de Burnout en personal sanitario. En: Libro de Comunicaciones del II Congreso del COP. Naranjo A. Pastor J. García M. Atenc Prim 1991. Brown D.3(2):181-92. Martínez J. Santos F. Bartlett H. . Psicol Trabajo Organizaciones 1991. Musitu G. Revicki DA. 19. Castillo R. Estudio del Síndrome de Desgaste Profesional entre los Médicos de un Hospital General. Bennett L. Jiménez J. García F. Morbilidad psíquica en el medio sociolaboral. 23. 21. 20. Malestar psíquico en profesionales de la salud: una aproximación a su estudio.8:429-34. El desgaste professional en atención primaria: Presencia y distribución del Síndrome de Burnout». Anguiano B.6(4):14-20. 25-27 Noviembre 1993. Schaufeli WB. Psiquis 1994. 17. 1-66. Lomeña JA. Heyworth J.7(19):121-30. 1995. p. 25. Revista Clínica Española 1987. 24.23(5):1068-71. 26. Allison EJ. Rodríguez A. Ann Emerg Med 1994. Negrillo M. Gil PR. 18. 10(5):180-4. Leary J. Saez C. p. XXIX Congreso Nacional de la Sociedad Española de Medicina Psicosomática.15(4):11-9. 1996. Michie P. 1990. Encuesta sobre el hábito tabáquico en una población de médicos hospitalarios. Fernández Canti G. AIDS Care 1991. Diez L. Departamento de Psiquiatría y Psicosomática. 16. Monografía recomendada. De las Cuevas C.15. 27. Kippax S. Barron E. Universidad de Salamanca. Calderon JM. Whitley TW. Gaudry P. Gallery ME. Cockinton RA.8(7):549-54. Psiquiatría 1994. Un estudio de bienestar/malestar en los médicos residentes de un hospital general. Burnout en enfermería: un estudio comparativo España-Holanda. 69-76.

Estrés y psicopatología. y Peiró. Rivera. A. Psicothema. R. vol. Stress and burnout in the human services professions (pp. 32. Harrison. 1998. R.B. R. McGrawHill. O. H: Handbook of Psychosomatic Medicine. 378-399. Disponible en el World Wide Web: http://www. Introduction. 1020-1027 39. M. B. vol. GA y Freyberger. Madison.16(2):101-102. J. W.Masson-Salvat. Health systems: Improving performance. Psicobiologia del estrés y síntoma psicosomático. Peiró. London: Taylor & Francis. Universidad Autónoma de Madrid. 34. Validez factorial de la adaptación al español del Maslach Burnout Inventory-General Survey (MBI-GS) en una muestra de policías municipales. J. 1991 . Schaufeli. 35. Gil-Monte. J (Ed. Rivera. P. JLG de. Maslach. Monográfico. J. Professional burnout: Recent developments in theory and research. AL: Psicobiologia de la Depresión. Rivera. P.. En: Fava. M. P. 29-39). P. GL: How much longer must Medicine´s Science be bound by a Seventeenth Century World View?. Desgaste psíquico en el trabajo: el síndrome de quemarse. M.D. Buendia. A social competence model of burnout..S. Rodes. M. Monterrey. 1993 págs. 30. (1999).).. 31.): Manual de Psicopatologia. 2 págs. R. (2001). y Marek. R. F (Eds. 1-21 38. (2000). nº 3. The World Health Report 2000. Docente e Investigadora. New York: Pergamon Press.) En: Manual de Medicina. Salud Pública de México. Validez factorial del Maslach Burnout Inventory en una muestra multiocupacional.M. Engel. y Peiró. JLG: Memoria Asistencial. En: A. Madrid. Revista de Psicología del Trabajo y de las Organizaciones. Madrid. Barcelona. Gil-Monte. 36. P.who. 33. 4(1):165-179.28. Gil-Monte. En: JLG de Rivera (Ed) Nuevas Orientaciones en Medicina Psicosomática. 29. Belloch. (1998). (Ed. P. International Universities Press. J. Pirámide. en prensa.imt/whr. Monografias en Psiquiatria. 11(3):679-689. C. Valdés. A model of burnout process development: An alternative from appraisal models of stress. Jarpyo.). (1997). B y Ramos. (1983). Gil-Monte. En: Farber. Madrid: Síntesis. (2000). 1993). J. Comportamento Organizacional e Gestao. y Valcárcel. Madrid. 1995 40. (Eds. T. Gil-Monte. Conn. W. pp. JLG: Tratamientos Psicoterapeuticos. Arroyo (Eds.. Guardia y V. Aproximaciones psicosociales y estudios diagnósticos sobre el síndrome de quemarse por el trabajo (burnout). 1999 41. 3. Sandin. 1993 37.

Young. TW: Theory and assessment of stressful life events. Corbella. Spencer. 1982. editor. B (Ed. JP and Raphael. F: Manual de Psicopatologia. 17-29 (sobre todo la 19 y la 2122) y pág. 1993. EA y McEwen. JLG de y Rodriguez-Abuin. A.J. 1995 46. Job stress and burnout. P. G.60 47. 50. Maslach C. FF (Eds. 14: 1135-1140. Psiquis. J. 27(7): 459-468. Nappi et al. New York. RL. Eds. En: Wilson. En: Stress and the Aging Brain. Vitaller J. The New York Academy of Sciences. B: Post-traumatic stress disorder and depression. Aten Primaria 1994.): Neurosciencie of the mind on the centennial of Freud’s. C. Págs. . Pardo. 12: 135-138. Madison. Rodríguez. J. 1997. A. 48. New York. Bilder. LeFever. M: Psicoterapia autógena y psicoterapia cognitivo-conceptual. 87. J. 44. Satisfacción y estrés laboral en médicos generalistas del sistema público de salud. 51. Bleich. M. 19:259-264 45. Psychiatr. BS: Stress-Induced changes in the brain: Implications for aging. Mira J. M. Cebria J. New York. Londres: Sage. 43.. O. García. Miller. AH.42. M: Stress Response Syndromes: A Review of Posttraumatic Stress and Adjustment Disorders. Orozco P. 49. Horwitz. International Universities Press. Rivera. Buil J. Koslowski. RM. Miller. McGraw-Hill. 1996. Raven Press. Sandin. Sos. Understanding burnout. 52. Comas. Brit. A and Lerer. En: Payne S. García E. Dolev. Project for a scientific psychology. Aten Primaria 1993. 1990 págs." Rasgos de Burnout y Personalidad en Médicos de Familia". An analysis of comorbidity. Factores que influyen en el nivel de cansancio laboral de los médicos de atención primaria. Madrid. Plenum Press. Belloc. B y Ramos. Pérez. Atención Primaria 2001.): International Handbook of Traumatic Stress Syndromes. 1998. 1998. 170:479482 49. M. Segura S.