You are on page 1of 2

¿DONDE ESTA LA DIGNIDAD DE LA PATRIA?

¿Últimamente me he preguntado si los colombianos somos verdaderos patriotas? Cada día los colombianos seguimos tolerando, la humillación, la violencia, el maltrato, la discriminación, en nuestros país y en el extranjero; a diario vemos como cientos de nuestros compatriotas son asesinados por los grupos terroristas, también aceptamos que desde el congreso se tomen decisiones que van encaminadas a aumentar la brecha existente entre ricos y pobres, permitimos que la corrupción y el clientelismo se apoderen cada día mas de nuestro país y en silencio aceptamos que los políticos corruptos aumenten sus riquezas con nuestros impuestos y parecemos inmunes frente a las cifras de muertes de niños por desnutrición; ¿niños colombianos que mueren de hambre?, parece increíble, pero tristemente cierto. Tal vez ese patriotismo y sentido de pertenencia que vemos claramente arraigado en otros países, como Argentina, Cuba, Estados Unidos, Israel, entre otros, es solo una vaga ilusión en Colombia. Así que me propuse pensar ¿en qué momento me he sentido verdaderamente orgulloso de ser colombiano? Inmediatamente mi mente me traslado a diferentes momentos que sin duda alguna hacen que mi corazón se acelere y el solo recordarlos me hace sentir de nuevo ese orgullo: ver a Juan Pablo Montoya campeón de la formula Kart mostrando orgulloso la bandera de Colombia, también cómo a pesar de la violencia Colombia celebró el triunfo de su selección en la copa América; recordé a los pesistas olímpicos que con todas las dificultades ganaban una medalla para Colombia y el triunfo de nuestra corredora Mariana Pajon quien con su carisma conquisto a todo el pueblo colombiano; tampoco olvido cómo el presidente Uribe le devolvió a los colombianos la confianza de poder transitar por su país sin miedo a los ataques terroristas, el éxito de nuestras fuerzas armadas en la operación Jaque la cual ha sido motivo de orgullo y ejemplo a nivel mundial, el día que dieron muerte a Raúl Reyes asesino cabecilla del grupo narcoterrorista de las FARC que tanto dolor había causado al país y la defensa impecable de nuestro presidente Álvaro Uribe Vélez en la cumbre del Grupo de Rio y en la cumbre de UNASUR. Especialmente en esa intervención, especialmente ese día, me sentí realmente orgulloso de ser Colombiano, ese día el presidente Uribe no solo hacia despertar el patriotismo del pueblo Colombiano, sino que además le devolvía la dignidad, le enviaba un mensaje claro al mundo, “donde sea que haya un Colombiano en peligro, el gobierno de Colombia hará todo lo que esté a su alcance para defenderlo”. Que orgullo ser Colombiano y sentirse respaldado por su gobierno. No hay duda alguna, que lo que había hecho el presidente Uribe en esos ocho años de gobierno, nadie lo iba a igualar, dejó un mensaje de esperanza al pueblo colombiano, seguros de que podíamos retomar el camino, mediante el trabajo incansable, siendo el mismo presidente ejemplo, de lo que puede hacer un colombiano que ama el trabajo y más que nada un colombiano digno que ama a su patria, dejando así su legado en el Presidente actual de Colombia, Juan

de nuestras fuerzas armadas. es decir una paz sin justicia. dejando de lado las prioridades que debería tener el gobierno en este momento. Desde el inicio de los diálogos de paz. Este artículo pretende que nuestros compatriotas recuerden lo que se siente sentirse orgulloso de ser colombiano y recuerden que este país también tiene dignidad y nos pronunciemos frente a las burlas de los Terroristas y el Gobierno. han hecho propuestas tan temerarias como proponerle al país la legalización de la droga. Juan Manuel Santos ha defraudado al país se ha mostrado flexible frente al terrorismo y ha permitido que las FARC retomen el terreno perdido a nivel territorial y político. una paz con impunidad aprovechando el miedo y el afán de los colombianos por vivir en un país libre del terrorismo y el narcotráfico. daría continuidad fielmente a las políticas de su antecesor y aún más. entre otros temas que el gobierno nacional ha dejado de lado. así mismo disminuyó el control y el desarrollo en las regiones. la disminución de la pobreza e inequidad social. Por último que recordemos que este país puede seguir avanzando y que no hay causa pérdida.Manuel Santos. mediante la victoria militar. quien prometió seguir con las políticas del presidente Álvaro Uribe. lo peor es que el pueblo colombiano guarde silencio mientras que el Presidente al que eligieron para que diera continuidad a las políticas del gobierno de Álvaro Uribe y los terroristas hagan parte de ese circo mediático que no ha permitido que el país siga avanzando. Lo peor no es que los terroristas y el gobierno lleguen a este tipo de acuerdos. la defensa de nuestra soberanía. . que triste. en contraste con los atentados de los terroristas de las FARC que vienen en aumento y la pérdida del control de nuestras carreteras. lograría la PAZ de Colombia. el apoyo a la innovación. En estos momentos uno se pregunta ¿dónde quedo la dignidad de la patria? Aun peor el gobierno ha tomado posiciones tan peligrosas como lograr la paz a “como de lugar”. las FARC no han hecho nada más que burlarse del país y aprovechar el circo mediático para recuperar su estatus político. es decir legitimarles el negocio del narcotráfico. Daniel Jiménez. seguramente permitiendo que estos terroristas y asesinos. como el fortalecimiento de nuestra agricultura. en un futuro puedan participar en procesos políticos donde puedan ser elegidos para cargos públicos. fuera su ministro de defensa nacional. Pero la realidad es que desde su posesión como presidente. mediante el slogan de su campaña “prosperidad para todos”. Estábamos seguros que el presidente Juan Manuel Santos quien en el gobierno de Álvaro Uribe.