You are on page 1of 1

Notable y citable

Piden ayuda a ONU para recuperar balón
Un grupo de niños palestinos ha enviado una carta al secretario general de la Organización de Naciones Unidas (ONU), Ban Ki-Moon, para solicitar su ayuda en la recuperación de un balón de fútbol que cayó sobre territorio palestino controlado por Israel. Los hechos ocurrieron hace unos días en la localidad cisjordana de Kafer Sur, en el distrito de Tulkarem, cuando un grupo de niños jugaba al fútbol, informó la agencia palestina Maan. Uno de ellos le propinó un fuerte golpe a la pelota y la mandó a una zona controlada por el Ejército israelí, delimitada por una valla alambrada de seguridad que impide el acceso. Según Maan, se trata de “tierras confiscadas por las autoridades israelíes para construir la barrera de separación (de Cisjordania) a través de su aldea”, por lo que sólo los soldados pueden acceder a ellas. Sin posibilidades de recuperar su balón, los menores resolvieron apelar directamente a la ONU para solicitar su intervención, argumentando que Israel ha infringido sus derechos al no devolverles la pelota o permitirles a ellos mismos rescatarla. Además, consideran que tienen derecho a jugar en sus tierras sin ninguna restricción, elevando nuevamente la polémica alrededor de la barrera que Israel comenzó a construir en 2002.

Decepciona en Cuba la venta libre de autos
+ Cuestan diez veces más que en el resto del mundo
Entre el disgusto de la mayoría y la alegría de muy pocos comenzó el viernes en Cuba la venta libre de vehículos, restringida durante medio siglo. A primera hora de la mañana, muchos habaneros se escandalizaban ante la nueva medida anunciada por el Gobierno el pasado 19 de diciembre. “Es una locura y una burla. Hay carros nuevos que cuestan en Cuba 10 veces más que en Europa. Así quien puede comprar un auto”, cuestionaba el profesor Pedro Blanco, en la comercializadora estatal Cimex. Y no es de extrañar que los precios dejen atónitos a los interesados en comprar, por ejemplo un Peugeot Expert Tepee de 2013 cuesta casi 213 mil cuc, 213 mil dólares, y el modelo 508 sube a 263 mil 185 dólares. “Es un insulto. Esos carros en Europa se venden a unos 50 mil dólares. ¡Hasta cuándo este maltrato, caballeros! Ya está bueno de tanto abuso”, protestaba indignado un ingeniero con un salario que duplica la media nacional de 240 dólares anuales, y pidió no ser identificado. Y no solo los vehículos nuevos salieron a la venta a precios impagables para el exiguo poder adquisitivo de los sueldos cubanos, ya que los de segunda mano pueden costar hasta siete veces más su precio que en otros países de la región. Así un jeep Hyundai Santa Fe de 2009 se exhibe a 90 mil dólares, un Volkswagen Passat de 2010 a 67 mil 500, y un modesto Fiat Uno con 11 años de uso no baja de los 18 mil. “El precio de ese Fiat Uno de 2002 representa el salario promedio de un cubano durante 75 años. Ese es el tamaño del insulto que yo tengo”, declaró el administrativo Fernando Prieto. Aunque unos pocos aplaudían el nuevo decreto y lo veían con esperanza. “Al fin, quien tenga dinero podrá comprar un buen carro sin cometer ilegalidades”, declaró Suelyn Argüelles, que esperaba pacientemente la “guagua” para ir a su trabajo. “No es mi caso, pero sí el de otra gente que recibe remesas o tiene negocios privados. En Cuba se acabó el igualitarismo y como ocurre en otros países no todos tendremos acceso a todo por más que esté permitido”, aceptó Caridad Díez, una graduada de enfermería, que trabaja de empleada doméstica para ganar un salario de 80 dólares al mes. La enfermera reconvertida en nana considera digno de celebrar que se acaben las prohibiciones y se recuperen libertades perdidas. “Esto es como lo de los hoteles. Una cosa es que no lo puedas pagar y otra que te prohíban alojarte”, explicó recordando la década de los 90, cuando los cubanos apenas podían pasar del lobby de los hoteles en su país.

Caminaba por la calle con un cuchillo clavado

Abrigos para pollos
Un hombre fue llevado a un hospital de Baurú, en el estado Sao Paolo, en Brasil, cuando unas personas lo encontraron en la calle caminado y pidiendo ayuda porque tenía clavado en la cabeza un cuchillo. Hasta el momento se desconocen los motivos por lo cuales el hombre estaba golpeado y tenía atravesado el cuchillo. De acuerdo con terra, al llegar al hospital los médicos le lograron retirar con éxito el cuchillo que había penetrado diez centímetros en la cabeza del que hasta el momento sólo se sabe, es un campesino de 40 años. El comisario encargado del caso, Jader Pinzón, dijo que el hombre en su primera declaración había incurrido en ciertas contradicciones, y hasta llegó a mencionar que él mismo se había clavado el cuchillo en un intento de suicidio, aunque también dijo no recordar nada. El campesino permanece sedado en terapia intensiva y recibe alimentos a través de sondas. El portavoz de la policía explicó; “Fue encontrado en medio de la calle. Caminaba normalmente con el cuchillo clavado en la cabeza y pedía socorro. Lo recogieron unas personas y lo llevaron al hospital”.
Debido a las bajas temperaturas, empresarios de Banbury, Inglaterra, decidieron crear chalecos térmicos especiales para gallinas y pollos y así evitar que sean golpeados por el clima en esta y cualquier época fría del año. La compañía Omlet, que diseña y distribuye los curiosos accesorios, dijeron que tienen pedidos para varias partes del mundo ante el éxito de la propuesta. El material usado para cubrir a los animales se llama Flectalon, un revestimiento especial creado por la NASA, que ayuda a mantener el calor corporal en pollos y gallinas. Además, los chalecos son fluorescentes y ayudan a distinguir a los animales en la noche. “Muchos de nuestros clientes los tienen en sus jardines traseros y cuidan de ellos

como mascotas. Los dos últimos inviernos han sido muy fríos”, le comenta Johannes Paul, de Omlet, a la BBC de Londres. “Mantener a los pollos abrigados es parte de una buena protección de los animales”, asegura Paul, quien dijo que los pollos y gallinas también sienten el frío como cualquier ser humano.

4

7 días Sábado 11 de enero de 2014