El traje de Alonso vale mucho más que su peso en oro

Hasta el más pequeño anuncio cuesta una fortuna en el mono del campeón
Manel Serras El País 25 de marzo de 2007 Encontrar un hueco libre resulta ya casi imposible. El mono de Fernando Alonso está lleno de publicidad. Anuncios grandes, medianos y pequeños ocupan toda la parte frontal, las mangas, algunas zonas de la espalda y hasta las piernas. Cualquier rincón tiene un precio. Un precio astronómico. Podría decirse que vale su peso en oro, de no ser porque en realidad cuesta más, mucho más. El mono del campeón del mundo pesa 1,5 kilos. En oro macizo, unos 25.000 euros. Una minucia comparado con los 60 millones que Vodafone, el patrocinador principal, paga a la escudería McLaren Mercedes por los mejores espacios, en los monos, los cascos y los bólidos. No sólo de Alonso (aunque sea el que mayor valor publicitario aporta), sino también de su compañero de equipo, el británico Lewis Hamilton. Alonso da imagen al Santander en España, Italia y Suramérica; Hamilton, también en el Reino Unido El equipo de Ron Dennis no permite que sus pilotos tengan patrocinadores privados. Los pagos de los anunciantes que figuran en los monos de sus dos pilotos pertenecen a la escudería. El equipo tiene un presupuesto anual que supera los 300 millones de euros. La mitad procede de la publicidad. Se estima que el sueldo de Fernando Alonso ascenderá esta temporada a 17 millones de euros, a los que habrá que añadir el producto de patrocinadores personales -que no aparecen en su mono-, que pueden elevar la cifra hasta los 25 millones. Un sueldo muy superior al que percibió el año pasado de Renault, donde fue campeón mundial dos veces consecutivas, y que alcanzó los siete millones de euros (algo menos de 12 incluyendo la publicidad personal). "Estamos encantados de habernos incorporado al equipo McLaren y de contar a Fernando Alonso como primer piloto", afirma David Wheldon, vicepresidente de mercadotecnia de Vodafone. "Realizamos una gran inversión económica en la escudería, pero nos sentimos absolutamente recompensados. Actos como el de la presentación en Valencia, con Tele 5 en directo e imágenes en todo el mundo, o la presencia en las cadenas abiertas de la mayoría de países durante toda la temporada de F-1, constituyen un reclamo publicitario de primer orden". Vodafone fue el segundo patrocinador de Ferrari los últimos años, pero ha optado esta temporada por firmar un contrato para los próximos 10 años con McLaren porque su 1

publicidad pasaba muy inadvertida en los bólidos y en los monos rojos de la escudería de Maranello, tapados completamente por Marlboro. "Aquí tenemos rojo sobre blanco, y el impacto es brutal". Además, Vodafone ocupa, junto a Mercedes -que posee el 40% de la escudería-, los lugares más destacados y de mayor impacto televisivo. "Eso es algo que tenemos especialmente estudiado. La mejor parte del mono es la más cercana a la cara del piloto. Toda la parte frontal del mono es muy interesante publicitariamente, hasta la altura del estómago. Las piernas pierden mucho impacto, y lo mejor de los brazos son las hombreras. La gorra también es muy buena", afirma Wheldon. En la parte superior frontal del mono de Alonso están Mercedes y Vodafone. Y bajando, Mobil y Johnnie Walker, que pagan 30 y 22 millones de euros, respectivamente. Mucho más que Aigo y Hugo Boss, que rondan los 10 millones. A la altura del bazo está el Banco de Santander, cuyo logotipo -de gran impacto visual- ocupa también los antebrazos. Y por debajo, otra gran imagen de Vodafone. En Ferrari, Vodafone estaba 'tapado' por Marlboro. En cambio con McLaren "el impacto es brutal" El nombre de la escudería, McLaren Mercedes, aparece en las piernas. Y en las mangas hay algunos logotipos de marcas más secundarias, entre ellas Mutua Madrileña. Banco de Santander, recién incorporado con un contrato de cinco años, aporta unos 13 millones anuales. La aseguradora madrileña, con contrato para tres años, paga unos cuatro millones. Estas cifras permiten a los patrocinadores ocupar también espacios proporcionales en los bólidos y en los monos de todos los mecánicos. "En los coches, los mejores espacios son los laterales, especialmente el izquierdo; los alerones delanteros y traseros; la parte frontal más cercana al piloto, y los espejos. Sin embargo, hay que cuidar mucho el logo, porque cuando el coche está corriendo sólo se identifica por los colores", asegura Wheldon. "Pero, en realidad, cualquier espacio acaba siendo bueno, porque las imágenes se reparten y dan la vuelta al mundo. A lo largo de la temporada, más de 2.000 millones de telespectadores ven el mundial. Y las fotos del McLaren y sus pilotos aparecen millones de veces en los medios de comunicación. El bólido cada vez se parece más a un árbol de Navidad". Cada marca busca objetivos concretos y ampliar su campo de expansión. "Para nosotros", explica un portavoz del Santander, "la escudería McLaren es el lugar perfecto: es un equipo británico con un piloto británico, que nos sirve para publicitar nuestro banco Abbey; el motor es Mercedes, y eso nos abre puertas en Alemania, donde Santander Consumer es el primer financiador de coches, y cuenta con Fernando Alonso, que nos da imagen no sólo en España, sino también en Italia y Suramérica".

2