Año... 5 N°...

50 ($15)

Tres Lomas... Julio 2013

Elecciones primarias
¿Qué elegimos: experiencia y juventud, o proyectos e ideologías?

Alicia Saavedra
“No soy galgo para comer polenta”

Alejandra Martínez
“La función del enfermero/ra no sólo es para tomar la presión y poner un suero, es mucho más que eso”

Un viaje en el tiempo a épocas inolvidables

La Porteña:

Sumario...
La Porteña Un viaje en el tiempo a épocas inolvidables Almacén “El Porteño” y Escuela Nº 42 “Bartolomé Parodi” Estandartes en pie: lo que supo ser lugar en el mundo para mucha gente Elecciones primarias ¿Qué elegimos: experiencia y juventud, o proyectos e ideologías? Alicia Saavedra – Su trabajo en la cocina de la Escuela Especial “No soy galgo para comer polenta” Alejandra Martínez - Enfermera “La función del enfermero/ra no sólo es para tomar la presión y poner un suero, es mucho más que eso”

3 4 12 20 26

Columnas

Psicoanálisis

“Qué cosa fuera la maza sin cantera...” Beatriz Morero Veterinaria Esterilización canina M.V. María de los Ángeles Vargas Fotografía Imágenes que hablan Graciela Pérez Cabriada Viajes Chascomús: “Mucho más que una laguna” Alma Inquieta Artistas Populares Pasión Rosarina Oscar Pagella Odontología Como mejorar la apariencia de sus dientes Dr. Sebastián García Rey Comidas CheeseCake La Casa de Ana

8 11 15 16 17 19 24

Para Contactarnos (Publicidad, correo de Lectores, sugerencias)

esloquehayrevista@gmail.com
Celular: 02392 15515327

esloquehayrevista.wordpress.com

Beatríz Morero

Cristian Morán

Nicolás Balladares

La Porteña

Un viaje en el tiempo a épocas inolvidables
Supo ser una zona pujante, con gran cantidad de gente habitando sus campos aledaños. Con un club que aportaba vida social y equipo de fútbol (fundado el 5 de Junio de 1938); una escuela con más de 100 alumnos (cuya fundación oscila entre dos fechas: 1912 y 1927); la estación de ferrocarril; una dependencia policial; parroquia; vida comercial. Hoy la estación es una triste imagen de lo que ya no es, al igual que los galpones que la circundan. Quedan el club (se lucha para su próxima puesta en marcha), la parroquia, la escuela Nº 42 “Bartolomé Parodi”, y el almacén “El Porteño”, de Edgardo Vagliente y Emilse Mangas. Y la empresa Cargill, cuya instalación ha dado movimiento al lugar, pero genera opiniones encontradas. Por los años ’30, muchas familias habitaban la Colonia Manuel I, de José Roque Naviera, que ocupaba los alrededores de La Porteña. Innumerables familias que le daban vida al lugar, apellidos como Aguilera, Fuentes, Alvarez, André, Arenales, Barbero, Benito, Bevilacqua, Bigliani, Blanco, Boffito, Hitta, Borassi, Bueno, Campagna, Capó, Cattáneo, Menta, Cernuda, Corral, Crespo, Chicote, Delgado, Demicheli, Encina, Faracovi, Ferriol, Flores, Francini, Garabelli, García, Garbagnoli, González, Robert, Moreno, Godiz, Gorjón, Gratarola, Guerrero, Hernández, Iglesias, Ivol, López, Lorenzo, Lunardini, Prieto, March, Lladó, Llamas, Malacalza, Manzano, Martínez, Martín, Martorell, Montero, Montes, Montenegro, Moral, Moralejo, Morero, Reinés, Ortega, Paidón, Paterlini, Pedernera, Pérez, Salomón, Pereda, Ramírez, Reboredo, Rimoldi, Rodríguez, Aparicio, Roselló, Goñi, Roig, Ruffinatti, Reyes, Sánchez, San Juan, Santos, Sevillano, Spinolo, Staffolani, Tapia, Vagliente, Vaquero, Fante, Alonso, Bonino, Casthaneira, Calvo, Faure, Finelli, Fogliano, Herrero, Macías, Matas, Mateos, Peña, Themtham y Bartolomé. Según estadísticas del año 1941, habitaban La Porteña 550 habitantes. Luego, la cantidad de habitantes decreció por diferentes razones: de acuerdo a una reseña histórica existente en la escuela, por “el exilio forzado a que se vieron sometidos los arrendatarios de la estancia La Porteña, y por el traslado a otros lugares de personas que por conveniencia se ubicaron en mayores extensiones de campo”. De acuerdo a lo que nos contó Emilse Mangas, “en 1970 por una ley de desalojo del ex presidente de facto Onganía, 30 familias debieron irse. Y luego, fue desastroso para el lugar las inundaciones de los años ’85, ’86 y ‘87”. Fueron jefes de estación: Francisco Benincasa, Rafael Mazzotto, Quintín Ibáñez, Luis Sallesses, Héctor Pérez, Ramón Ibarzabal, Francisco Loureiro. Estuvieron a cargo de la subdelegación: Enrique Torres, Carlos Balladares, Carlos Suárez, Emilse Mangas (desde hace 25 años). Formaron parte del Destacamento de policía: Pacheco, Milla, Cejas, Bonino, Liñán, Velásquez, De los Mozos, García, Recaulat, Julio López. En lo que respecta a lo comercial, tuvieron Carnicerías: Bartolomé Salvetti, Mauricio Cardinali, Ramón Rocha, Marcos Eleicegui, Antonio Uriarte, Bonino y Nuevo, Amelio Brignon, Esteban Konig, M. y S. Sánchez, Osvaldo García, Bravo Hermanos, Luisa G. de Mangas; Herrerías: Ramos, Fermín Roggini, Juan Miró; Almacén: Cesare Apestegui, Pablo Bonfiglio, Cabello y Vegas, Jesús Vegas, Ernesto F. Vagliente; Instalaciones de Ferias: M. Cuesta y Cía., Jesús Vegas, Fernando Ripamonti, Cooperativa Agropecuaria, Andrés Cuesta, E. Vagliente. Elegimos tomar al almacén y a la escuela como estandartes de La Porteña. A ello haremos referencia: a sus historias y sus presentes.

3

Almacén “El Porteño” y Escuela Nº 42 “Bartolomé Parodi”

Estandartes en pie: lo que supo ser lugar en el mundo para mucha gente
4

La zona de La Porteña genera, al pasar, una mezcla de sensaciones: nostalgia, intriga, curiosidad, cariño, deseo de conocer su historia. En la introducción dejamos ver algunos de los datos obtenidos sobre el pasado de La Porteña y de sus instituciones. En esta nota, decidimos “apuntar los cañones” hacia dos estandartes del lugar: el almacén “El Porteño” y la Escuela Nº 42 “Bartolomé Parodi”.

Almacén “El Porteño” Llegamos a la tarde al almacén, y fuimos recibidos por Emilse Mangas y Edgardo Vagliente, propietarios del almacén. La charla y el recorrido por el lugar duró algo más de una hora, y seguramente fue insuficiente para poder conocer con mayor profundidad una historia tan rica. De todas formas, pudimos obtener datos interesantes. “En 1917 comienza la construcción del almacén. Viene una inundación, y se destruye.

En 1919 lo vuelven a empezar, con 3 escalones. Hoy el almacén está en la misma cota que el nivel del mar. Ahí empieza a funcionar como almacén. Estuvo Apestegui, luego Pablo Bonfiglio, Cabello y Vegas, Jesús Vegas. Este se lo vendió a Ernesto Vagliente en 1948. El ya trabajaba como empleado desde los 12 años, los primeros dos años ad honorem, y luego con sueldo. En ese mismo año se casan, y en 1950 nace Edgardo Orlando Vagliente”, cuenta Emilse, em-

Almacén “El Porteño” y Escuela Nº 42 “Bartolomé Parodi”
pezando a desandar la historia. Sigue en ese camino. “En 1977, nos casamos con Edgardo. Mis padres vivían a 10 kilómetros. Hice la primaria en la escuelita de acá, y el secundario en Tres Lomas, en el viejo Instituto Mariano Moreno. Desde ese año, hasta el momento, no nos movimos de acá”. Hablamos del antes y de la actualidad, del apogeo y la caída, del esplendor y de una realidad no tan auspiciosa. “Hoy quedan tamberos y pocas familias de las tradicionales. Se empezó a despoblar La Porteña en 1970 por una ley de desalojo del ex presidente de facto Onganía, 30 familias debieron irse. Y luego, fue desastroso para el lugar las inundaciones de los años ’85, ’86 y ’87”. Ante eso, la pregunta obligada es por qué decidieron quedarse. Ambos coinciden. Es más, Emilse cuenta que Edgardo afirma que “lo van a sacar con los pies para adelante”. “Vivir acá es una tradición para nosotros. Hoy ya es nuestro lugar en el mundo. Tal vez el momento de irse hubiera sido cuando teníamos 40 años. Pero todavía en ese momento el negocio era muy rentable. Hoy no es como uno quisiera, pero es nuestro lugar. Algo que no podríamos cambiar en nuestra vida es la tranquilidad que nos da el vivir acá. Tenemos todas las comodidades. Estamos cerca de todo, a 17 kilómetros de Tres Lomas y 23 de Treinta de Agosto. Abrimos de 8 a 12,30 horas, y de 15 hasta que haya gente. En invierno, sobre las 21, en verano, las 22 horas”. “El Porteño” es un almacén de Ramos Generales. Antiguamente, cuenta Edgardo, se vendía de todo: alambres, postes, leña, había tres surtidores (nafta, gasoil, kerosén), ropa, alcohol de quemar suelto, en tambores grandes. Los chacareros depositaban el dinero de la cosecha, e iban retirando. Funcionaba como una especie de banco. Diarios y revistas. “Hoy traemos La Prensita, la retiran los que son suscriptores”. El almacén fue declarado Monumento Histórico y Patrimonio Cultural del distrito de Trenque Lauquen en Junio de 2013. Emilse tiene activa vida comunitaria en el lugar. Junto a Edgardo se encargan del mantenimiento de la capilla, “en la capilla hay misa una vez al mes, viene el padre Carlos de Tres Lomas. Nosotros nos encargamos del mantenimiento, mi marido corta el pasto”, y es subdelegada municipal desde hace 25 años. “El Porteño” ha sido merecedor de varias notas periodísticas y menciones en libros, que Emilse guarda (“soy una gran guardadora”) cuidadosamente, así como los almana-

5

Almacén “El Porteño” y Escuela Nº 42 “Bartolomé Parodi”
te con molduras, ventanas con rejas, techo de chapas y piso de mosaicos y de Pórtland, paredes revocadas”. Algunos cuentan que fue construido para almacén, y terminó en 1927 convirtiéndose en escuela. Hay cierta duda respecto de las fechas de creación, ya que hay dos fechas posibles: 1912 (1911 en realidad, comenzando a funcionar en 1912) y 1927. Sin embargo, leyendo la documentación, parece ser que en 1927 fue alquilado el edificio actual a Enrique Madero; esto se extendió hasta 1970, cuando el edifico fue donado al Ministerio de Educación. Primero, fue la Escuela Nacional Nº 117 (Láinez); ahora es la Escuela Nº 42 “Bartolomé Parodi”, junto al JIRIM Nº 7. Cuenta hoy con 30 alumnos. Fue declarada Monumento Histórico Municipal en 1988, el 7 de Octubre, por lo que queda en evidencia que junto con el almacén son dos de los baluartes vivos del lugar. En 2006 Cargill construyó un SUM, la

6

ques originales de Molina Campos, una verdadera reliquia. Editorial Planeta publicó en 2010 “Pulperías, Almacenes y Manjares en la Provincia de Buenos Aires”, escrito por Pietro Sorba.

Escuela Nº 42 “Bartolomé Parodi” La escuela de La Porteña es de las más lindas entre las llamadas escuelas rurales. Según una descripción que está guardada en la escuela, se define al edificio como una “construcción de tipo colonial, fren-

Almacén “El Porteño” y Escuela Nº 42 “Bartolomé Parodi”

7

Acto escolar realizado en 1935
directora era Griselda Estévez. Haciendo un poco de historia, podemos ver que en la década del ’30 tuvo su esplendor en lo que respecta a cantidad de alumnos: en 1934, 112 niños; en 1935, 123; en 1936, 129; en 1939, 140 alumnos. Varios fueron los maestros que pasaron por el lugar: Miguel Ramognino, María L. G. de Mercado, Alicia Estrada, Agripina Pedernera, Dora Leytour, Delma Prieto, Amabeca Prieto, Leonel Castellazzi, Juan José González, Juan José Cazzullo, Marta Bogliolo, Gladis Bogliolo, Carmen Farina, Inés Garagnani, Alicia Mendy de Nuevo, Olga y Marta Acquaroli, Amelia Mendoza, Nilda del Valle, Mirta Tucci, Nelly Monteverde, María Luján Etchegaray; hoy están Sandra Montero y Gabriela Coronel. Después de varios años de funcionamiento se creó una comisión cooperadora, que contó con la participación de la figura de Bartolomé Parodi, uno de los grandes benefactores. Así fue como se construyó en 1940 la vivienda para las maestras, “de acuerdo a un plano ejecutado por el Ingeniero Vittoni”. Hoy el nombre de Parodi es el de la escuela. Mucha gente ayudó a lo largo de la historia. Según información recabada, se produjo la creación de una biblioteca fundada por los ex alumnos de la escuela, que proveyó la mayor parte de las necesidades que tenía el alumnado en materia de útiles escolares, ropa para los más necesitados; además se les suministraba todos los días pan y un vaso de leche a los alumnos.

...PSICOANÁLISIS BEATRIZ MORERO

8

“Qué cosa fuera la maza sin cantera, un servidor de pasado en copa nueva…”
Cómo superar las situaciones conflictivas inherentes a todas las relaciones humanas, necesarias para progresar y crecer. Cómo pacificar los interrogantes y temores que acosan a cada sujeto humano preocupado por sus fantasmas particulares. Las posibles salidas de la angustia, de la inquietud, del malestar profundo, relacionado al vivir cotidiano adultamente responsable, las propiciará la capacidad de apaciguamiento de la propia cabeza. Cada quien, se puede aquietar en situaciones difíciles, con las huellas psíquicas de la vida, con la personalidad adquirida y con las experiencias propias que dan sostén al andar. Será entonces la primera infancia la que marcará y determinará la singularidad psíquica, el estilo personal, para ser y hacer responsablemente en el futuro. Por eso la importancia de esa improntas. Hay infancias más o menos apacibles, estables, entrañables, donde los padres disfrutan, tanto como se quejan, de los hijos y de la crianza, con un modo sintomático, por estructura, esperable. Historias que traerán como efecto sujetos humanos deseantes que hacen de la angustia una llamada, un aviso, para salir a buscar nuevos modos de equilibrio, de armonía momentánea, para vivir y dejar vivir un poco mejor, sin tantas culpas y con capacidad de autocrítica. También hay infancias donde la inestabilidad extrema habita casi todos los momentos de lo familiar, y deja como marca un modo adulto tan defensivo como frágil. Hace sujetos humanos muy sufrientes o muy querellantes, que se defienden de todo y de todos. Y con eso, también hay lidiar. Y si…, de esto se trata vivir. Cada quién con su historia trabajará para valorar su potencia y a la par, para soportar la paranoia y la intolerancia que desatan las diferencias en los vínculos entre los congéneres. Esta vez, Silvio Rodríguez, nos transmite, en La Maza, la idea de transitar la vida asumiendo los pares opuestos en cada decisión, como necesarios, es decir, lo conflictivo con sus soluciones, como la maza y la cantera… Y para no ser servidores de pasado en copa nueva, y andar siempre con la misma queja estéril, al malestar se lo acota en la creencia en la balanza, en el deseo, en la razón del equilibrio, en hacerse hermano de la vida y con la aceptación de lo delirante, de lo duro, de lo que duele, de cada herida… “Si no creyera en la locura, de la garganta del sinsonte, si no creyera que en el monte se esconde el trino y la pavura. Si no creyera en la balanza, en la razón del equilibrio, si no creyera en el delirio, si no creyera en la esperanza. Si no creyera en lo que agencio, si no creyera en mi camino, si no creyera en mi sonido, si no creyera en mi silencio. Qué cosa fuera, qué cosa fuera la maza sin cantera, un amasijo hecho de cuerdas y tendones, un revoltijo de carne con madera, un instrumento sin mejores resplandores, que lucecitas montadas para escena. Qué cosa fuera corazón, qué cosa fuera, qué cosa fuera la maza sin cantera, un testaferro del traidor de los aplausos, un servidor de pasado en copa nueva, un eternizador de dioses del ocaso, júbilo hervido con trapo y lentejuela. Qué cosa fuera, corazón, qué cosa fuera, qué cosa fuera la maza sin cantera, qué cosa fuera corazón, qué cosa fuera, qué cosa fuera la maza sin cantera. Si no creyera en lo más duro, si no creyera en el deseo, si no creyera en lo que creo, si no creyera en algo puro. Si no creyera en cada herida, si no creyera en la que ronde, si no creyera en lo que esconde, hacerse hermano de la vida. Si no creyera en quien me escucha, si no creyera en lo que duele, si no creyera en lo que quede, si no creyera en lo que lucha. Qué cosa fuera...”.

PROFESIONALES...

VETERINARIA... M.V. María de los Ángeles Vargas

Entre todos podemos controlar el exceso de animales en la calle”
La ovario-ectomía o comúnmente llamada “castración” de las perras es un acto quirúrgico que permite evitar la sobrepoblación o exceso de animales domésticos. Es considerado como el control ético por excelencia, altamente eficaz y económico que permite obtener resultados favorables cuando se realiza de forma progresiva y mantenida en el tiempo. De esta manera, “hay que llegar al objetivo de lograr un equilibrio entre la población de perros y la cantidad de hogares en condiciones de recibirlos”. Con frecuencia, se observa cómo las familias tienen a sus perras sin castrar; estos vecinos, por distintas circunstancias no pueden hacerse cargo de los cachorros que nacerán y son sacrificados por sus mismos dueños, pero sin duda la mayoría de las veces terminan en la calle rompiendo la basura, corriendo motos y bicicletas. En otros casos, en el basurero local tratando de subsistir comiendo carroña o basura. Esta cirugía consiste en quitar los ovarios, utilizando anestesia profunda; así, el animal no percibe ningún tipo de dolor y obtiene una rápida recuperación. Esta técnica permite evitar las futuras gestaciones como así también evitar los celos que traen tantos inconvenientes cuando se acercan los perros de todos los vecinos concluyendo en peleas, ladridos y la perra finalmente preñada. El momento óptimo para realizar dicho acto quirúrgico es a partir de los cinco meses de edad. Existen algunos “Mitos” que solemos oír los veterinarios en el consultorio, y el más común es que la mayoría de las personas considera que las hembras deben procrear al menos una vez. No existe ninguna consecuencia nociva para la salud de los caninos por no procrear, es decir su sexualidad es distinta a la del humano y está totalmente dictada por las hormonas, por lo que no presentarán emociones como la frustración o el deseo de tener hijos a un nivel consciente. M.V. María de los Angeles Vargas Mat. Pcial 11091 Especialista en animales de compañía Entonces, se sugiere “Esterilizar las hembras cuando tienen 5 meses”. Podemos darnos cuenta porque en este momento ya tienen los dientes caninos (colmillos) permanentes. Esta medida permite prolongar su vida, en un tiempo significativamente mayor, comparándola con una mascota no esterilizada y además permite controlar la población existente, evitando la sobre población. Está altamente comprobado que la castración quirúrgica, baja en un 98 % la incidencia de enfermedades reproductivas, tanto tumores de mamas, piómetras (infecciones del útero o matriz) vaginitis, embarazos no deseados y embarazos psicológicos. También disminuye la agresividad en hembras y machos, evitando las peleas callejeras, las mordeduras a los humanos, y las posibles enfermedades zoonóticas como la rabia. Hay que considerar que las perras castradas tienen tendencia a la obesidad, por lo tanto hay que controlar su comida. “Esterilizá a tu perra, es económico, altamente eficaz, no tiene contraindicaciones, evita enfermedades y la sobrepoblación. Entre todos podemos controlar el exceso de animales en la calle”.

Esterilización canina: “

11

Elecciones primarias

12

¿Qué elegimos: experiencia y juventud, o proyectos e ideologías?
Se vienen las elecciones primarias, y en el distrito de Tres Lomas habrá tres opciones: el Frente Justicialista Vecinal, 1º Tres Lomas y el Frente Renovador (oficialismo, ex partido de gobierno y opción nueva vinculada a Sergio Massa). La alianza entre el Frente para la Victoria y la Unión Vecinal propone una lista encabezada, en los concejales, por gente joven: Elizabeth Covino, Franco Martínez Dreessen y Gabriel Bustos, acompañados por Olga Acquaroli y Norberto Cavallero como escuderos de experiencia. Encabeza María Celia Rocha en la lista para Consejeros Escolares. 1º Tres Lomas, que fue gobierno junto a la UCR en la última gestión de Mario Espada, pone en los 3 primeros lugares para concejales a actuales concejales: Jorge García, José Luis Criado y Viviana Redruello; mientras que Luján Ponce va en primer lugar para ser reelecta como consejera escolar. Por el lado del Frente Renovador, Pedro Martiarena y David Alcalá encabezan la lista de concejales, seguidos por Nélida De Jesús; mientras que Alejandra Zangirolami encabeza la nómina de consejeros escolares. Dicotomías Aún no se ha escuchado demasiado en cuanto a los proyectos esgrimidos desde cada lugar. El oficialismo habla de profundizar lo hecho en estos casi dos años de gestión, completando la propuesta presentada en las elecciones de 2011. Y esgrime como principal mérito el haber recuperado el tejido social, la relación con las instituciones, y el trabajo realizado desde acción social (con la entrega de viviendas sociales como frutilla del postre), producción, obras públicas y deportes. Desde la oposición de 1º Tres Lomas, se escucha habitualmente acerca de la importancia de estas elecciones como trampolín de cara a la recuperación del gobierno municipal en 2015: una conformación diferente del concejo deliberante les permitiría trabajar de otra manera, tener la mayoría y controlar el manejo que se hace desde el municipio. Y así poder recuperar, de acuerdo a sus dichos, un pueblo lindo, pujante, y en crecimiento, con buena prestación de servicios. Algo que según

Elecciones primarias
ellos no sucede en la actualidad. Por el lado del Frente Renovador, proponen ser (en caso de resultar electos) concejales que estén al lado de los problemas de la gente, y no “concejales de escritorio”. Continuar con la asistencia a los vecinos en los problemas que aparezcan, especialmente en el área de salud (aparentemente, se propondrá desde el espacio la realización de guardias activas en el hospital). Arjona, Cantilo, y el debate sobre experiencia y juventud Muchas letras hechas canciones hablan sobre las bondades de las personas con experiencia, así como también respecto de la importancia de la juventud. Siempre existen fundamentaciones positivas en una u otra dirección. Es posible que 1º Tres Lomas, hablando de la importancia de la experiencia a la hora de elegir a sus candidatos, pueda reflejarse en la conocida canción de Ricardo Arjona. “Señora de las cuatro décadas, usted no necesita enseñar su figura detrás de un escote, su talento está en manejar, con más cuidado el arte de amar. Señora de las cuatro décadas, no insista en regresar a los 30, con sus 40 y tantos encima deja huellas por donde camina, que la hacen dueña de cualquier lugar”. Por su parte, el Frente Justicialista Vecinal podría abrevar, a la hora de explicar el por qué de candidatos jóvenes, en la letra setentista de Miguel Cantilo. “Esta es la gente del fu-

turo, y éste presente tan tan duro, es el material con que edificaremos un mañana total. No sirve de nada clavarse el puñal, llorando la carta del tango fatal; tenemos que hacernos un mundo mejor porque éste está enfermo y nosotros no”. Incógnitas, pálpitos, sensaciones Las PASO oficiarán en el distrito de Tres Lomas como una verdadera encuesta sobre lo que puede llegar a pasar en Octubre (para muestra, vale la pena recordar lo ocurrido en las últimas elecciones de 2011). Los partidos no se aventuran a dar números, si bien tanto el Frente Justicialista Vecinal como 1º Tres Lomas se muestran confiados y con buenas expectativas de cara a los comicios. Muy optimistas se los escucha a los integrantes del Frente Renovador, que manifiestan manejar números y han llegado a mencionar una hipotética polarización entre ellos y el Frente Justicialista Vecinal, dejando relegado al tercer lugar a 1º Tres

Lomas. Dos situaciones han impactado en la comunidad en los últimos tiempos, y se vinculan con el oficialismo y con 1º Tres Lomas. En el primero de los casos, la situación protagonizada por el intendente Alvarez a la salida del programa “Rebelión en la Granja”, en la que increpó al concejal Jorge García (lo que motivó una exposición civil). En el segundo, la renuncia de Miguel San Juan a la vicepresidencia del Comité de la UCR local por “haber evaluado el mal manejo interno con el que se desarrolla la actividad política en el seno partidario”, expresando que él fue elegido para ese cargo “a dedo” por indicación del Dr. Espada. Las PASO nos permitirán observar si estas situaciones provocan inconvenientes en la performance electoral de ambos partidos, o si son tomadas como anécdotas por la ciudadanía y no tenidas en cuenta a la hora de votar. Lo ideal sería que el árbol no nos tape el bosque. Que hagamos un análisis de situación pormenorizado, analizando pasado, presente y futuro deseado, con fortalezas y debilidades de cada una de las opciones. Y luego sí, votemos. A sabiendas que estamos eligiendo el proyecto que mejor nos representa, la dirección que creemos correcto seguir. Por Tres Lomas en donde haya trabajo, libertad, salud y educación.

13

FOTOGRAFÍA... GRACIELA PÉREZ CABRIADA

Imágenes que hablan…
15

Salta, la linda, en el noroeste de nuestra patria. El mediodía nos encuentra recién llegadas y con ansias por descubrir todo lo que hay para ver. Y aunque el cansancio y la ansiedad se mezclan, es oportuno almorzar en uno de los bares de la Recova que tiene mesas en la calle frente a la Plaza central, como para no perdernos nada. En pleno casco histórico de la ciudad, los edificios compiten ante mi cámara fotográfica. Las palomas revoletean entre las mesas, tan cercanas y mansas, que uno se acostumbra a tenerlas como compañía. Gente que va y viene, alumnos que salen del colegio, turistas de todos los tama-

ños y colores que se pueden reconocer por las diferentes tonadas o el idioma. Y allí está él -tal vez hace mucho rato-, con su carro vistoso y colorido en la esquina de la plaza, pero yo acabo de descubrirlo. Es una imagen que quiero llevarme, y tomo mi cámara. Me encuentro con su mirada y siento vergüenza, ha descubierto mi intención y no sé si tengo derecho. Pero él me sonríe y posa con cierto orgullo, como dándome permiso. Le sonrío yo ahora….y ¡Click!

...VIAJES ALMA INQUIETA

Chascomús: “Mucho más que una laguna”
16

Así, la proclaman sus habitantes, cuando la denominan capital del miniturismo de la provincia de Buenos Aires. Chascomús está situada a 110 kilómetros de la Capital Federal, al borde de la laguna más grande del sistema de Las Encadenadas, que vuelca sus aguas al Río Salado. Resulta una oferta interesante para quienes les agrada la pesca, buscan descanso y al mismo tiempo les interesa conocer los orígenes y conformación de los pueblos pampeanos. La laguna, sin duda, es el gran atractivo, por su belleza y extensión. Cuenta con una superficie de 3044 hectáreas, un largo de 15 kilómetros y un ancho de 5 kilómetros Su profundidad varía entre 1,52 metros y una máxima de 2,50 metros. El fondo es de limo, arcilla y arena limosa. En sus aguas abundan dientudos, sábalos, tarariras y especialmente pejerreyes, que motiva a los ávidos pescadores o bien pueden saborearse en los bonitos restau-

rantes y bares de la ciudad o de la costanera. Se diferencian dos tipos de costas, una abrupta con barrancas, no inundable, y otra extendida, baja e inundable. Puede recorrerse en toda su extensión con camino asfaltado y se va poblando poco a poco con nuevas residencias familiares y ofertas para el turismo con complejos de cabañas y hoteles inmejorables. Todos los deportes náuticos son posibles de practicar: remo, canotaje, kayac, surf a vela, esquí acuático y motonáutica. Cuenta con abundante sombra como para caminar o tomar mates y dedicarse a la contemplación. Uno de los sectores preferidos por los chascomunenses y los turistas es el denominado “Las escalinatas”, ubicado en los sitios más bellos de la ribera; tiene como extensión obligada el parque de Los Libres del Sur. De sus aguas alguien dijo “son oscuras y borrascosas bajo un cielo nublado; límpidas y azules en los días radiantes; rojas, púrpuras y lilas en el atardecer”.

ARTISTAS POPULARES... OSCAR PAGELLA

Pasión Rosarina
Rosario ha sido cuna de grandes personalidades de la política, del espectáculo, del arte…, es difícil catalogar a un talentoso escritor y dibujante como Roberto “El Negro” Fontanarrosa, que compartía estos dos amores con el fútbol y que mantuvo toda su vida dos constantes, la pasión por todo lo que hacía y una gran humildad. Nació el 26 de Noviembre de 1944, a los nueve años presenció un partido de futbol entre Tigre y su Rosario Central y allí nació su amor por ese club y el futbol que sería tema central de su vida. Desde muy chico también desarrolló su vocación por el dibujo; durante la escuela primaria pasaba horas y horas copiando a los héroes de las historietas de esa época, como El Tony y Misterix. Al finalizar esta decidió perfeccionarse e inició un curso de dibujo. Al principio la historieta era sólo un pasatiempo que lo entretenía entre su trabajo como redactor de publicidad: en 1968 publicó su primer chiste en la revista BOOM, sus creaciones fueron tan bien recibidas que a partir de ese momento la sección de humor quedaría en sus manos. En 1971, época de James Bond, crea una parodia de aquel agente secreto, Boogie, el aceitoso y es publicado en la revista “Tinta”. Con la llegada de la revista HORTENSIA, en 1972, surgió su personaje más famoso: el gaucho Inodoro Pereyra, el renegáu. “Pereyra por mi mama, Inodoro por mi tata que era sanitario“, se presentaba a sí mismo y se trataba de un gaucho que habitaba en el sur de la provincia de Buenos Aires, vivía de manera tranquila, alejado de sus vecinos y de las tareas rurales, esa tranquilidad a veces se veía alterada por su propio mal carácter o por el de su mujer Eulogia Tapia, siempre secundado por su fiel compañero Mendieta, perro de raza no identificada, de baja estatura, algo enamoradizo y de pocas palabras; claro, el perro hablaba y el negro lo utilizaba para lograr los remates más ocurrentes para cada situación. A fines de ese año aparece “Satiricón”, donde publica unas historietas basadas en cuentos de Borges, en películas o best sellers famosos. En 1973 convocados por Caloi, se instala en la contratapa del matutino Clarín, toda una banda de humoristas autóctonos, Viuti, Tabaré. Altuna, Dobal, Ian, Rivero, Crist y Fontanarrosa, desde entonces muchos lectores comenzaron a hojear el diario por la parte de atrás. En 1980 comenzó a colaborar en la elaboración de los espectáculos de “Les Luthiers”, los había conocido en Rosario cuando presentaban “Mastropiero que nunca”. En 1981 publica su novela inicial “Best Seller”, al año siguiente “El área 18” y más tarde “La Gansada”. En cuanto a libros de cuentos el primero fue “Los trenes matan a los autos”, después vinieron “No sé si he sido claro”, “Nada del otro mundo”, “Uno nunca sabe”, “El mayor de mis defectos”, “La mesa de los galanes”, “Puro fútbol” y “El rey de la milonga”. El bar “El Cairo”, lugar donde solía vérselo tomando un cafecito con sus amigos, fue el escenario de muchos de sus cuentos. En 1984 aparece la revista Fierro para la que crea un nuevo personaje “Sperman”, y también la serie “Semblanzas deportivas” compuesta de extrañas crónicas del deporte. En 2004 ilustró un “Martín Fierro”, de José Hernández y en noviembre de 2007 se estrenó “Martín Fierro, la película”, de dibujos animados hechos por el negro. Desde 2003, una enfermedad afectó la movilidad de sus manos, ya no podía dibujar sus personajes, sin embargo siguió escribiendo los guiones que otros ilustraban por él. Dejaba frases como estas: “Por muy alta que sea una montaña, no sobrepasa su propia cúspide”, “Dios aprieta pero no ahorca ni cae en el sadismo”, “Muy distinto es no decir lo que se piensa que no pensar lo que se dice”, “Quise conocerme a mi mismo, cuando me hallé estaba muy cambiado”, “Se aprende más en la derrota que en la victoria, pero…¡prefiero esa ignorancia!”, “El que nada desea es sospechoso”, “Te regalaría las estrellas, pero te has empecinado en un par de zapatos”, “Si quieres alcanzar la Sabiduría… ¡empieza a correr ya!”, “La razón de la mayoría de las guerras es que gente intenta quitarle la comida a otra gente” y se autodescribía de esta manera: “De mí se dirá posiblemente que soy un escritor cómico, a lo sumo. Y será cierto. No aspiro al Nobel de literatura, yo me doy por muy bien pagado cuando alguien se me acerca y me dice me cagué de risa con tu libro”. Falleció el 19 de julio de 2007.

17

ODONTOLOGÍA... DR. SEBASTIÁN GARCÍA REY

Como mejorar la apariencia de sus dientes
19
Actualmente vivimos en una sociedad cada vez más obsesionada con la apariencia estética, imponiéndose en muchas ocasiones este aspecto al puramente profesional. La cara es la primera parte del cuerpo que se ve cuando nos relacionamos; por tanto, la expresión facial es el aspecto más importante en la estética ya que cualquier defecto puede provocar el rechazo del observador o incluso, en muchas ocasiones, inseguridad o complejos en la persona que lo posee. Hoy en día vemos en los programas de televisión como se llenan horas hablando de los dientes de Susana Giménez, pero la lista de famosos que han modificado su sonrisa es muy extensa, algunos ejemplos de ello son Piquín, Dady, Pamela David, Mirta, Adabel Guerrero, y hasta jóvenes con dos minutos de pantalla recurrieron a consultorios odontológicos con el fin de ver sus dientes mas blancos. Existen tres formas de blanquear la sonrisa: a través de coronas, blanqueamientos y carillas, de este último voy a ocuparme en este número. Las carillas dentales son láminas finas de porcelana o resinas que se pegan en la superficie anterior de los dientes, proporcionando una apariencia natural y atractiva. Las carillas dentales se usan para: -Corregir alteraciones en el color del esmalte de los dientes. Los problemas de tinción dental deben tratarse con carillas de porcelana sólo en los casos en que no sea posible efectuar un tratamiento de blanqueamiento dental, por ser dicha tinción muy acentuada. -Problemas de forma de los dientes: Cabe citar, por ejemplo, los dientes que son más pequeños y afilados de lo normal (en cuyo caso se habla de “dientes conoides” y suele afectar a los incisivos laterales superiores; es uno de los casos en que más indicado es el tratamiento con carillas de porcelana), dientes excesivamente cortos o simplemente los dientes que se han fracturado por algún golpe. -Problemas moderados de posición de los dientes: un diente puede tener una posición en la boca fuera de lo normal (por ejemplo, con una inclinación hacia dentro o hacia fuera, o muy separado de otros dientes – en cuyo caso se habla de “diastema” – o puede, simplemente, ocupar la posición de otro diente). En este caso, el uso de carillas cerámicas adhesivas es indicado cuando el problema no puede solucionarse con ortodoncia, o cuando se desea conseguir la solución de forma mucho más rápida que mediante el uso de aparatos bucales. Sin embargo, también existen casos en que no es posible reconstruir estéticamente una sonrisa mediante carillas de porcelana. En concreto: -Casos en que la salud e higiene bucal del paciente sea insuficiente. Antes de cualquier tratamiento estético con carillas de porcelana deberán tratarse las patologías que pueda tener el paciente (por ejemplo, caries). -Casos en que no existe suficiente esmalte para adherir cada carilla de porcelana, o en que el desgaste causado por la acción de apretar los dientes es excesivo. -Casos de problemas maxilares que requieran de cirugía previa, o casos que requieran de intervenciones periodontales previas, etc. -Casos realmente extremos relacionados con los problemas dentales enumerados anteriormente. Por ejemplo, cuando la distancia interdental (el diastema) es demasiado grande, puede mejorarse para tener una apariencia más natural, pero no se corregirá. Las carillas se deben limpiar como sus propios dientes. El uso del hilo dental una vez por día y el cepillado por lo menos tres veces por día con una crema dental con flúor ayudan a remover los residuos de alimentos y la placa bacteriana. Consulte a su odontólogo y pídale que le recomiende productos de higiene bucal que ayuden a mantener la durabilidad de las restauraciones dentales.

Dr. Sebastián García Rey
Odontólogo M. P. 13408

Alicia Saavedra – Su trabajo en la cocina de la Escuela Especial

“No soy galgo para comer polenta”

20

¿Cómo llegaste a la Escuela Especial N° 501 de Tres Lomas? Vivía en el campo y me vine a vivir al pueblo cuando mi hijo empezaba el secundario, a sus 13 años, quedando mi marido allá; en esa ocasión mi hermana Mabel me dijo que necesitaban alguien para hacer de comer en la Escuela Especial, me sugirió que hablara con la Sra. Eva Valdéz, la directora en ese momento. Así es que me presenté y me tomaron, el sueldo me lo pagaba la Comisión Cooperadora, ya que había muy poquitas porteras nombradas, ellas eran Etelvina Pacheco, Raquel Lamanda y doña Petra. La Escuela funcionaba al frente de la placita Marcaida. ¿Cómo eran los nombramientos en esa época?

Alicia Saavedra, como ella se presenta, “de la época de la pulpera de Santa Lucía”, tiene una trayectoria de 37 años como portera de la Escuela Especial, y nos relata su experiencia laboral y personal. Historia que trasciende al trabajo, más bien se trata de un relato lleno de sentimientos y de profundo compromiso, nada más y nada menos, con preparar la comida diaria de los alumnos de una Escuela y transmitir en ese acto un inmenso cariño maternal. En el saludo final, en su cuaderno de actuación dice así “Fuiste fundadora de la Escuela, hiciste de cocinera, portera, preceptora y maestra (a veces, Directora también…)”. Ahora es por puntaje, antes te nombraba el político de turno. Después con el tiempo se empiezan a nombrar porteras a través del Consejo, como a Rosita Mulán, Gladys Pediccino y a mi. En la época de los militares, fui a preguntar sobre cómo iba el trámite del nombramiento mío, el Sr. Sierra era el delegado en esa época, me contestó que en veinte días íbamos a estar nombradas ya que teníamos privilegios porque

Alicia Saavedra – Su trabajo en la cocina de la Escuela Especial
estábamos trabajando dentro de las escuelas. Pasó como un mes y no había noticias, me voy a Pellegrini, la secretaria del Consejo Escolar que nos atendió, tuvo que ir al piso de arriba a verificar si estábamos anotadas o no, yo veía que en el cuaderno que ella tenía arriba del escritorio éramos las últimas, yo la 19 y Gladys la 20. Cuando vuelve le pregunto por qué estábamos en ese lugar, y me contestó que era cosa de política, le dije si había que ver un político para que a uno la ayuden, dijo que sí, que había que buscar un padrino. Desde que fuimos a Pellegrini a averiguar sobre nuestro nombramiento, pasaron siete años más. ¿Cuál fue tu rol en la Escuela? Siempre trabajé en la cocina, en la cual me ayudó mucho en los inicios la señorita Mirta García, preceptora. Ella me fue marcando el rumbo en las cantidades que tenía que cocinar y me fue haciendo. En ese tiempo teníamos una matrícula de alrededor de diez alumnos. En esos días la gente era un poco reticente a mandar los chicos a la Escuela Especial. Las maestras eran las señoritas: Eva Valdez, Hilda Valdez, Marta Sabater como preceptora, el “Flaco” Fuentes que me acompañó en toda la carrera, Rosanna Passini, Alicia Lezcano, Marta Andrade, Lilian Caballero y Susana Caballero. ¿Qué te fue haciendo parte de esta tarea y de esta institución? Yo trabajé también 17 años en el campo como cocinera. Hacía, además, de todo, hachar leña, criar gallinas… Luego trabajé treinta y siete años en la cocina dentro de la Escuela Especial. Y desde ese lugar fui siendo parte de la vida de los chicos y ellos de la mía. Me fue gustando todo, por empezar los chicos que te demostraban cariño a mano llenas. Les lavaba la cara, les lavaba las manos con agua caliente, cuando llegaban en pleno invierno con frío... He sido muy querida por los chicos. Hoy hombres, abuelos algunos, me dicen “Señorita Alicia”: “Colulo”, Agustín, el “Goyo”, me decían señorita Alicia, y ese sentimiento es por algo. Con los chicos me gustaba todo. A una alumna que quiero mucho la llevaba al pediatra, la acompañaba a la ginecóloga. Una vez el pediatra me dijo si no me animaba a hacerle un aparato de rehabilitación con un bidón de cinco litros, por supuesto me animé, lo hice y en la Escuela lo usaba. ¿Terminaste tu carrera en el rol de cocinera? Cuando tuve licencia por tarea liviana, por tener una afección en la mano, la directora Señorita Marisa Fogliani, conociendo mis habilidades y gusto por la costura, me dijo “olvídate de la cocina, vamos a ubicarte en el ropero escolar”, me pidió que arreglara todos los guardapolvos. Había una máquina de coser que había donado la señora de Duhalde, la acomodé bien, y empecé a desarmar ropa vieja. Un día vienen Carolina Macías, Mirtita Acosta, varias ex alumnas de la Escuela Especial, y me preguntaron si les quería enseñar a coser, se entusiasmaron tanto las chicas que querían venir todos los días. No sabés los trabajos que hacían estas chicas conmigo, tapaditos, pantalones, hasta mantas, ropita para sus hijas… Un día viene una Inspectora de Trenque Lauquen, va a ver el taller, me preguntaba “¿cómo hace usted para que las chicas hagan cosas por medida si no saben sacar la cuenta?” Le respondí que elaboramos patrones por medida y los usábamos siempre, talle 1, talle 2, talle 3… de esa forma me arreglaba yo con las chicas, a ellas les gustaba y yo me sentía reconfortada porque cosían. ¿Cuándo decidiste jubilarte? Yo sentía que mi etapa estaba cumplida. Entregué los papeles, siempre había trabajado en el mismo lugar. Trabajé todo el verano hasta el 30 de abril. El primero dejé el trabajo. Empecé a cobrar, aunque menos, estaba conforme. Siempre tuve una convicción respecto del cuidado del dinero, ropa, comida, como lo hice en la Escuela lo hice en mi casa. ¿Cuáles fueron en tu experiencia laboral las situaciones más difíciles? Lo que vivía mal, era cuando venían los alumnos y me contaban historias, por ejemplo que la última taza de mate cocido que habían tomado había sido en la Escuela, que pasaban frío, que no tenían para calentarse, eso me dolía y me duele... También historias de los chicos con sus padres…, de malos-entendidos. A la primera persona que veían en la escuela era a mi o a Blanca, y nos contaban sus sentires. A través de los años les tomaba mucho cariño a los chicos y que tuvieran situaciones duras me daba mucha tristeza. ¿Nunca deseaste cambiar de ámbito laboral? Nunca, porque quería mucho a la “Escuela Diferenciada” como se decía antes. Cuando me quebré una mano me vinieron a buscar para que eligiera otro ámbito de trabajo, pero yo no quise, mi vida estaba ahí. No me quise ir nunca de la Escuela Especial, entré por la puerta grande y salí por la puerta grande. Mi ciclo está cumplido. Ya no tengo ganas de madrugar, aunque me sigo levantando a las 6 de la mañana. Alguna vez me levanté y me vestí como para salir para la Escuela… ¿Cuáles fueron las mejores experiencias en tu carrera? Lo mejor de mi experiencia de portera fue convivir con gente diferente, los chicos, las maestras, yo trataba en lo posible de escucharlas y trataba yo de copiar lo mejor de ellas. Lo peor fue el dolor la vulnerabilidad de los chicos. En una ocasión tuvimos un alumno que por razones de su personalidad, andaba por los pasillos, caminaba, caminaba, le gustaba ir a la cocina. Siempre teníamos mu-

21

Alicia Saavedra – Su trabajo en la cocina de la Escuela Especial
cho cuidado porque es un lugar de mucho riesgo, por el fuego, las ollas; cuando él aparecía, le preguntaba en reiteradas ocasiones su nombre, en principio no me respondía. Así nos encariñamos los dos. A veces iba a su sala y me sentaba en una silla chiquita y en una mesita, y le mostraba muchos dibujos de colores, yo lo que quería era que hablara; entonces le hablaba yo sobre las imágenes que íbamos viendo, si veíamos un tractor, le decía que íbamos a subir arriba del tractor, hasta el ruido del tractor hacía, chapoteaba si la imagen era del agua, pasábamos una laguna con el gesto, así empezó a reírse, parecíamos dos alumnos, él y yo. Se hizo amigo mío y del “Flaco” Fuentes. A pesar de sus muchas dificultades yo me decía “tiene que hablar”. Un día le dije que yo me llamaba Alicia, y le re-pregunté ¿cómo me llamo yo? Alicia me contestó, fue un gran día. Luego me decía Alicita Yolandita Saavedrita. También conversábamos sobre los colores de la bandera, celeste y blanca, le repetía y le hacía el gesto con los dos dedos, indicando dos colores. Él repetía. Me arriesgaba un poco más y le cuento que en el medio, la bandera, tenía un sol. Me miraba a los ojos, fijo, fijo… ¿qué tiene en el medio la bandera? le pregunto mientras efusivamente le hacía el gesto de calentito, y me contestó “una estufa”. ¿Alguna anécdota? Cuando llegaban los tiempos de las campañas políticas, le pregunto un lunes a la entrada a un alumno que llegaba temprano a la Escuela y me contaba sus cosas “¿donde fuiste anoche?” y él me respondió “fui a la cena del Toto Espada…”. Este mismo alumno me preguntaba todos los días “¿qué vamos a comer hoy?” y yo le contestaba “mondongo” y él repetía en su lenguaje “¡monono no!”. Otro alumno me preguntaba siempre por el menú “¿qué vamos a comer hoy?”, le contesto “polenta” y rápidamente me dice: “no soy galgo para comer polenta”. Cuando terminaba la jornada yo me preguntaba ¿estaré normal yo? Al final de cada día nos encontrábamos con Oscar (Fuentes, preceptor histórico de la Escuela) que revisaba todos los calefactores, cantando La Balsa o Puerto Montt, y yo le contestaba también cantando “A esta hora hay un niño en la calle” – nos divertimos con estos relatos-. ¿Una transmisión a las personas que desean ser porteras/os? Que no hay que meterse en chusmeríos, comentarios, porque hay que cuidar “la cocina”. Y que quieran y cuiden el trabajo, que sean agradecidas/os. Y fundamentalmente que hay que querer lo que se hace, porque cobrar no es lo único, disfrutar del trabajo te permite una vida mejor.

22

CHAPAS - TANQUES DE AGUA ABERTURAS ALUMINIO Y MADERA FERRETERÍA - ILUMINACIÓN CAÑOS - ACCESORIOS DE GAS, AGUA Y RURALES
9 de Julio 673 - Tel/Fax 02394 - 420001 - Tres Lomas

De Néstor Pagella

Materiales para la construcción
Tel: (02392) 15560575 - Tres Lomas (BA)

...COMIDAS LA CASA DE ANA

CheeseCake
24
De nombre inglés, la cheesecake o torta de queso es una torta irresistible. Toda la frescura de la crema y la delicia de los frutos rojos hacen un postre delicioso que permite lograr variables casi infinitas. Las tortas de queso tuvieron su momento de apogeo hace años atrás, después dejaron de ser sólo una moda y se integraron a los recetarios de pastelería. Hay versiones variadas, con quesos especiales y otras como la que te propone “LA CASA DE ANA” con ingredientes y preparación sumamente sencillos. Ideal para un broche de oro en una comida especial. ¿Para acompañarla? Una salsa de mermelada de frambuesas y frutos rojos y a preparar las cucharas...

Ingredientes:
Para la Base: Galletitas dulces de vainilla 150 grs. Almendras 50 grs. (opcional) Manteca 100 grs. Para la crema de queso: Queso crema sin sal: 600 grs. Azúcar 120 grs. Almidón de maíz 50 grs. Huevos 3 Crema de leche 250 grs. Limón 1 Para la cubierta: Mermelada de frambuesas c/n Frutos rojos c/n Procedimiento: mente, dejar enfriar por 15 minutos en heladera y llevar a horno a 160ºC durante 10 minutos. Sacar del fuego y dejar enfriar.

Crema de queso:
Mezclar el queso crema con el azúcar y el almidón de maíz. Incorporar los huevos y la crema de leche; perfumar con la ralladura del limón. Distribuir la crema sobre la base de galletitas y almendras y llevar a horno a 140ºC durante 40 minutos. Una vez terminada la cocción apagar el horno y dejar la torta por media hora aproximadamente para evitar que se quiebre la superficie por el cambio de temperatura. Una vez fría decorar con mermelada de frambuesas rebajada con agua, frutos rojos como frutillas, cerezas, arándonos etc.

Base:
Procesar las galletitas con las almendras hasta que queden finitas; por otro lado derretir la manteca, sacar la espuma y mezclar con el arenado de galletitas y almendras. Cubrir un molde de 25 cms. de diámetro aproximada-

Ana Laura Aranda Facebook: La Casa de Ana

Queso Sardo:

Medalla de Bronce
Dulce de Leche Repostero:

Medalla de Oro y Gran Campeón
Desde la empresa, se felicita al grupo de trabajo de producción, Áreas Dulcería y Quesería.

Alejandra Martínez - Enfermera

“La función del enfermero/ra no sólo es para tomar la presión y poner un suero, es mucho más que eso”
Alejandra Martínez es enfermera universitaria. Tan trabajadora como apasionada por su profesión. Treslomense por adopción

26

desde hace trece años. Madre de seis hijos. Abuela de dos nietos y uno por nacer. Esposa de Luis Moral. Según su propio decir, encontró la tranquilidad, la paz y en el trabajo se siente muy a gusto.

¿Por qué estudiaste enfermería? Cuando terminé la secundaria, quería estudiar Medicina, pero no daba el presupuesto familiar para tal movida. Yo soy oriunda de Trenque Lauquen. Empecé a estudiar Magisterio, sin haber terminado la carrera comencé a hacer un suplencia. En una ocasión llamé a una mamá de un alumno por algo escolar y ella me contó que se había anotado de Auxiliar de Enfermería. Entonces dejé Magisterio y empecé a trabajar de enfermera. Me inicié en la Clínica Salinas primero de mucama. ¿Cómo fue la inserción laboral? Siempre tuve trabajo. Pusimos en sociedad con unos amigos un geriátrico. Ahí conocí a Luis. Vivimos en Trenque Lauquen cinco años. Hacía suplencias en el Hospital Municipal a la par. Fui buscando en distintos lugares la inserción laboral, hasta encontrar un puesto fijo. ¿Cuándo decidiste venir para Tres Lomas? Hicimos pareja con Luis. Decidimos tener a Emilia, cuando ella tenía 6 meses, él se quedó sin trabajo, es-

tábamos alquilando, entonces decidimos venirnos a Tres Lomas y nos establecimos acá. ¿Cuál fue tu primer trabajo como enfermera acá? El primer trabajo que tuve acá fue cuidar a la Sra. Angelina Solari, no había pasado un mes que me fueron a buscar del Hospital Municipal. Así se me fueron anexando trabajos. Actualmente estoy encargada en el Hospital de la vacunación. También hago alguna emergencia o viajar en la ambulancia. A la mañana voy a las Salas Comunitarias y a la tarde vengo de 14 a 19 horas acá. Además

doy clases en la Tecnicatura Superior en Enfermería. Y hace 9 años que cuido a Germán Fernández, actualmente de noche. Nunca lo dejé. He intentado dejar esa función, pero es más fuerte que yo. Se ha hecho un vínculo fuerte, ellos ya son de mi familia. ¿Fue fácil adaptarte a Tres Lomas? La única amiga que tenía era Viviana Regalía. Me anoté en la Escuela de Formación Profesional para conocer gente. Ahí empecé a hacer contacto con muchas personas. Con los vecinos. No tuve tiempo de extrañar, siempre tuve trabajo, la gente

Alejandra Martínez - Enfermera
de acá me gustó… Los chicos iban y venían a la escuela solos, me quedaba tranquila con la seguridad. Me adapté bárbaro. ¿En qué consiste todo lo referido a la vacunación? Vacunamos a los recién nacidos, en sala de partos se les hace la hepatitis B, y antes de retirarse de la institución BCG (antituberculosa); a los dos, cuatro y seis meses ponemos Sabin (antipoliomielítica), Quíntuple (haemophilus B, Difteria, Tétano, Tos convulsa, hepatitis B y Neumcócica); al año Triple Viral (sarampión, papera y rubeola), Hepatitis A, Varicela y Neumocócica; a los 18 meses se hace un refuerzo de quíntuple y Sabín. A los 6 años Sabín, Triple Viral y Triple Bacteriana Celular (difteria, tétanos y tos convulsa). A los 11 años un refuerzo de Triple o Doble Viral, Triple Bacteriana Acelular (difteria, tétanos y tos convulsa) que actúa de otra manera en relación a las células y según la edad. En las nenas se comienza con la vacuna para HPV (Virus del Papiloma Humana) para prevenir el cáncer de útero. A los 16 años se hace un refuerzo de Doble Bacteriana (difteria y tétanos) que se va a repetir cada 10 años. En las embarazadas, Doble Bacteriana y/o Triple Bacteriana Acelular a partir de las 20 semanas de gestación. En puerperio hasta los 6 meses de evolución si no se aplicó durante el embarazo. En este año comenzamos con la vacunación de la Hepatitis Universal, que es Hepatitis B para todas las edades, todos los grupos étareos. Consta de 3 dosis y dura para toda la vida. Se puede aplicar en cualquier momento. La vacuna de la Gripe se puede aplicar todos los años en niños a partir de los 6 meses a 2 años, embarazadas, puérperas, personal de salud, mayores de 65 años del sector público y factores de riesgo del sector público. ¿Cómo es la estadística de la vacunación en el distrito de Tres Lomas? En general podríamos decir que más del 80% de la población hace uso de todas las vacunas, es decir cumple con el calendario de vacunación. Las vacunas se pueden dar todas juntas un mismo día o con un mes de diferencia, para darle descanso al sistema inmunológico. Se trabaja con la Trabajadora Social Patricia Eleicegui en el control y atención respecto del cumplimiento de la vacunación. Creo que por momentos algunas mamás me deben odiar porque las busco y les insisto mucho para que cumplan con el calendario de vacunación. En general las mamás más jóvenes son un poco más irresponsables con el cumplimiento de las vacunas en tiempo y forma. ¿Y la Gripe A? Este año hemos vacunado en un porcentaje importante, personas con factor de riesgo (obesos, diabéticos, cardíacos, enfermos de Sida, enfermedades respiratorias, oncológicos, transplantados, insuficiencia renal, con síndrome genético y los convivientes con menores de 6 meses). Se recomienda en estos días de invierno, aislar los bebés de lugares donde asiste mucha cantidad de gente. En Tres Lomas no ha habido en este tiempo ningún caso. En Trenque Lauquen ha habido un caso confirmado. Y varios en estudio. Lo ideal es vacunarse en Marzo-Abril para estar protegido todo el año. ¿Cómo llegan los pacientes de riesgo? Los médicos de la localidad me avisan de casos que se presentan (enfermedades respiratorias e inmuno-prevenibles) y yo les aviso a nuestra región sanitaria II de Pehuajó para que ellos a su vez, hagan epidemiología. Y es muy importante para la mejor atención de la gente. Ya que de acuerdo a las estadísticas vas haciendo prevención. ¿Cuál es tu posición respecto de la Salud Pública? Me apasiona la Salud Pública. Me interesa mucho todo lo que es prevención, estadística. Estoy chocha que van a hacer las cloacas porque eso evita muchas enfermedades. Hice una encuesta comunitaria para detectar enfermedades ya que en el análisis de las mismas, se evidencian muchas patologías del pueblo y de la zona. La elaboré para realizarla con las alumnas de la Tecnicatura en Enfermería. Me interesa mucho además la investigación y casuística. A través de zona sanitaria recibo información muy importante de la zona.

27

Alejandra Martínez - Enfermera
mucho más que eso. Tenemos tareas independientes (procesos de hacer diagnóstico de enfermería, decidimos qué podemos hacer con ese paciente, observar, mirar, evaluar el proceso de modo permanente), dependientes (indicaciones médicas, indiscutibles) e interdependientes (las actividades que coordinamos con el resto de los profesionales de la salud). ¿Alguna transmisión? Mis primeras alumnas siempre se acuerdan que cuando empecé a dar clases les dije que si iban a estudiar solo para ganar dinero, hicieran otra cosa. Ya que para ser un buen profesional hay tener empatía, ponerte en el lugar del otro, pensar siempre “qué haría yo si estuviera pasando por esto”, porque es el modo de entender al que sufre. Además, nunca dejás de conmoverte por el sufrimiento de los pacientes. Por ejemplo nunca tomás la muerte de un paciente como una cosa más de la profesión, aprendés a convivir, pero siempre sacude. Hay imágenes que son imborrables.

28

¿La gente en general recibe bien las charlas sobre diferentes enfermedades y prevención de las mismas? Ahora vamos a hacer prevención con las alumnas de la Tecnicatura. Este fin de semana van a hacer una jornada recreativa desde la Municipalidad y vamos a ir con la ambulancia, vamos a llevar vacunas, vamos a pedir libretas de vacunación, y vamos a consultar a los vecinos sobre qué les gustaría que le den charlas (enfermedades, respiratorias, diabetes, otros). La gente necesita que nos acer-

quemos y le facilitemos la información sobre las enfermedades y su prevención. Requiere que le dediquemos un rato y en ese tiempo ellos puedan entender qué es lo que les pasa o por qué sufren. ¿Podríamos decir que las enfermeras son las que sostienen 24 horas un hospital? Una clínica, un hospital, sin enfermeros/as no podría sostenerse. Aunque no nos hemos concientizado del valor de la profesión. Estamos en la lucha por más reconocimiento. La enfermero/a no sólo es para tomar la presión y poner un suero, es

...NOTA DE CIERRE CRISTIAN MORÁN

La amistad, ¡qué buen invento!
30 30
Tranquilamente, en esta nota de cierre podría estar hablando de la edición Nº 50 de la revista. Hubiera merecido este espacio dicho acontecimiento. Pero elegí como tema hacer referencia al día del amigo, que se celebra (o ha celebrado) por estos días. La foto que publico en la nota data del año 1982, cuando cursábamos 2º grado en la Escuela Nº 4 “Manuel Belgrano” (hoy Nº 1) de Tres Lomas. Hace 31 años de aquel momento. Sin embargo, algunas cosas permanecen. Como la amistad que continúa con muchos de los que se ven: Gustavo Benavidez (el “Tata”), José Belot, Jorge Gomila, Gastón García, Diego Hernández, Nelson Vila, Marcelo García, Gastón Bazet. Los nombro por orden fotográfico (de paso, adivine en qué lugar se ubican, descubra los rostros, reconozca otros), de arriba hacia abajo, de izquierda a derecha. Amigos de la infancia, a los que se agregaron otros después: Arturo Finelli (iba al otro curso), Nelson Hernández, Matías López y Edi García (a la Escuela 7), Sergio Esteban (a una escuela de campo, en La Adela). Y más tarde “Piqui” Lucas, los de la radio, los y las de la escuela, y… seguirán apareciendo más. Con algunos de los de la foto, más otros que no aparecen allí pero fueron nombrados posteriormente, nos juntamos a cenar hace algunas semanas. Y lo hacemos, en general, una o dos veces al año (el grupo casi completo), cuando podemos, cuando el tiempo lo permite. Más de 30 años compartiendo cosas. Yendo y viniendo. Estando más tiempo con algunos en la época de estudiante, más con otros en la vuelta a Tres Lomas. Ampliando horizontes. Con uno de ellos hablábamos de esa cena días después. -¿”Qué te pareció la cena, la pasaste bien”?, fue la pregunta para iniciar la charla en la que coincidimos respecto a su evaluación. –“Hay cosas que no cambian. Hay gente a la que uno no ve en mucho tiempo, pero puede charlar horas sin que le falten temas de interés, ni anécdotas por recordar”. ¿Será eso la amistad?, me pregunto yo. Creo que sí. Los que estábamos ahí, al igual que los que no estuvieron esa noche pero suelen estar en las demás reuniones, tenemos profesiones diferentes, posiciones sociales distintas, ideologías y simpatías políticas diversas. Pero somos amigos. Tenemos historias compartidas: partidos de fútbol memorables, tardes de televisión, idas y venidas a la escuela, salidas, borracheras, amarguras, pérdidas, partidos de selección sufridos en conjunto, confesiones inconfesables, llantos, alguna calentura o enojo pasajero, Bariloche (con la compra de la gorra de Jorge incluida…), apodos, cargadas. Hay algo genuino, que ha logrado vencer el paso del tiempo y del crecimiento individual, y permite que aún con nuestras características particulares de adultos nos sigamos apreciando, queriendo. Con otros eso no ha pasado, la vida nos ha distanciado. Y es lógico también. Hay caminos que terminan siendo irreconciliables. Pero volviendo a lo bueno, la charla sobre la cena nos hizo reflexionar acerca de la importancia de la amistad. De que pese a los cambios físicos (menos pelo, más kilos, entre otras cosas), seguimos siendo aquellos chicos que pueden estar horas hablando de los mismos temas sin aburrirse. Tal vez suene nostálgico. Negador. Utópico. Pero esa noche nos sentimos bien. Por ello, a los que estuvieron, a los que no pudieron estar, a los nuevos amigos y amigas que he podido cosechar desde la vuelta al pueblo, les digo ¡Feliz día del amigo! Y como decíamos hace muchos años, “que no se corte”. Cristian Morán

Related Interests