Ingredientes para 4 personas: 320 gr de arroz para risotto, 1 cebolla dorada, 1,5 l de caldo de carne, 4-5 hebras de azafrán, mantequilla, 80 gr de queso

parmesano, 1+1/2 vasitos de vino blanco seco, 4 ossobucos de unos 300 gr cada uno, 2 zanahorias, harina, salvia y rosmarino fresco, sal y pimienta negra recién molida. Preparación: 1 Pelar la cebolla y picarla finemente. Pelar la zanahoria y cortarla en daditos pequeños. Tomad una sartén bastante amplia y con fondo grueso y poner la cebolla a sofreir. Cuando esté transparente añadir la zanahoria y dejar que tome color. Apartar la cebolla y la zanahoria. 2 Tomar los ossobucco y quitar el tuétano a dos de ellos. Enharinarlos por ambos lados y ponerlos a sofreir en la sartén donde hemos hecho la cebolla y la zanahoria. Cuando hayan tomado color por ambos lados añadir la cebolla, la zanahoria, una ramita de romero fresco y algunas hojas de salvia. Incorporar 1 vasito de vino blanco y dejar evaporar. Salpimientar y añadir un vaso de caldo de carne. Tapar y dejar cocer durante una hora aproximadamente dándoles la vuelta de vez en cuando. 3 Cuando falte una media hora podemos ponernos con el risotto: calentar el caldo de carne y dejarlo a fuego lento. Poner en un vasito un poco de caldo caliente y añadir las hebras de azafrán. Dejar reposar hasta que el caldo tome un buen color amarillo. 4 Poner en una olla de fondo grueso el resto de la cebolla con un par de cucharadas de aceite. Dejar que se ponga transparente y añadir el tuétano. Remover bien hasta que se haya disuelto completamente. Añadir el arroz y dejar que se tueste durante unos minutos. 5 Incorporar el resto del vino blanco y dejar que se evapore. Comenzar a añadir el caldo caliente, un cacito cada vez conforme el arroz lo vaya absorviendo. El risotto tarda en cocer unos 18 minutos, depende del tipo de arroz que estemos utilizando. Durante este tiempo ir añadiendo caldo sin dejar de remover. Añadir también el caldo con las hebras de azafrán. 6 Una vez que esté en su punto apartarlo de la lumbre y añadir una buena nuez de mantequilla y el parmesano rallado al momento. Mezclar bien. 7 Servir inmediatamente con el ossobuco y su salsa.

© amiloquemegustaescocinar

26.01.14

Ingredientes para unas 10 galletas: 150 gr de harina 150 gr de harina de maiz fina 100 gr de mantequilla 100 gr de azúcar 1 pizca de sal 1 sobrecito de levadura en polvo 2 huevos Azúcar para espolvorear. Preparación: 1 Derretir la mantequilla a fuego muy lento y dejar que se enfríe. 2 Batir los huevos con el azúcar hasta que estén espumosos. Añadir la mantequilla y la sal y seguir batiendo. 3 Unir las harinas a la levadura y tamizarlas. Añadirlas a la mezcla anterior y mezclar bien con una espátula de silicona. El resultado será una masa bastante suave pero que se puede manejar con las manos. Añadir una cucharada más de harina si hiciera falta. 4 Calentar el horno a 170 °C. Forrar dos placas de horno con papel de horno. Dividir la masa en 10 partes iguales (cada una de ellas pesará unos 60 gr). Darles forma de bola, disponerlas en las placas bastante separadas entre sí y aplanarlas un poco con las manos. Espolvorear con azúcar antes de meterlas en el horno. 5 Cocer en el horno caliente durante unos 15-20 minutos. La superficie se dorará ligeramente. Sacarlas del horno y dejar enfriar encima de una rejilla. Para evitar que se bajen no abrir el horno durante la cocción. 6 Son perfectas para el desayuno con un buen vaso de leche o, mejor aún, un poco de nata líquida.

© amiloquemegustaescocinar

26.01.14