Aristóteles y la guerra de los 1000 días.

Para establecer una relación entre este hechos histórico y las ideas aristotélicas se debe generar un marco socio-político de lo que fue esta guerra y el impacto que tuvo en la política actual de Colombia La guerra de los 100 fue un conflicto armado que sufrió Colombia en el siglo XIX, teniendo como factor o causa principal la inestabilidad política en la que se encontraba Colombia por esos años, por lo cual los enfrentamientos bipartidistas desembocaron en este hecho, por lo cual es necesario hacer una definición de que es la política y de este modo se puede y se encuentra que la política es la actividad humana que tiene como objetivo dirigir la acción del estado en beneficio de la sociedad. Según Aristóteles la ética está muy ligada a la política ya que la una está sujeta y siempre depende la una de la otra, y juntas trabajan para el bien mutuo. Aristóteles dice que existe un organicismo social, del cual se derivan el individuo o la familia los cuales nacen de una necesidad de permanecer como una especie, después de existir las familias, de allí nacen las aldeas o los pueblos para satisfacer las necesidades, ya que una familia no podía hacer todo sin la ayuda de otras personas, y debido a esto se empiezan a crear las ciudades o los estados, no solo para vivir sino para vivir bien como lo decía Aristóteles. Por un lado se puede decir que en la política de Colombia siempre hubo un predominante bipartidismo y que este es de los pocos países latinos donde el Partido Liberal y el Partido Conservador sobrevivieron hasta el día de hoy con una autoridad prominente, alentando a la sociedad a pensar que se puede ser diferente. Pero Colombia no se veía trabajando de la mano con la ética como lo decía Aristóteles, ni tampoco cumplía exactamente con lo que dice su significado cuando se refiere al “beneficio de la sociedad”. Con la época de la Regeneración y la aplicación de la constitución de 1886, el régimen centralista no hizo sino agravar los problemas políticos de los cuales algunos departamentos no tardaron en sentir su malestar frente al gobierno central. En el campo económico, las decisiones políticas también provocaron su inestabilidad hecho con el cual se podía evidenciar que el estado colombiano buscaba el beneficio propio ya que no se veía hacia donde iban dirigidas las decisiones del gobierno central dejando la mayoría de los beneficios que se dice que habrían en beneficio de la sociedad, para aquellos que estuvieran de lado del gobierno de turno, haciendo a un lado la ética que tanto se necesita para dirigir una nación, como afirmaba Aristóteles Finalmente nos damos cuenta que la palabra política dio un giro de 180° porque para las personas de esta sociedad, lo que más interesa es tener dinero ya que este automáticamente conlleva al un “poder” No importa por encima de cuantas personas se pase, y ya no importa trabajar unidos cono lo deberían hacer las familias hasta crear una nación sólida como lo mencionaba Aristóteles en su Política