You are on page 1of 3

TU VIDA ANTES QUE NADA

Y la pregunta ahora es: ¿el aspecto físico importa más que tu vida? ¿Por qué
creemos que la opinión de los demás es más importante que la vida? En la actualidad
la estética es muy importante, pues a partir de ella ocupamos un lugar en la
comunidad y se podría decir que nos da un status dentro de la sociedad.

Las jóvenes de la actualidad han decidido aplicar unas normas muy duras y
drásticas, pues han tomado la decisión de querer afectar su vida y no comer alientos
para así tener una figura que los demás aprecien, o simplemente consumirlos y
rápidamente expulsarlos del cuerpo de una forma antinatural.

Muchas de estas jóvenes toman estas decisiones de no cuidarse, porque prefieren


verse bien ante el medio en el que viven o simplemente porque en el lugar que viven
no se les aprecia y ellas sienten que tal vez sea por su aspecto físico. Aquí se pueden
discutir varios temas, principalmente buscaríamos la respuesta a si esto es un
problema psicológico o simplemente biológico. Yo creo que es un aspecto
psicológico, ya que todo surge gracias a que las niñas que experimentan esto, no
saben quererse ni apreciarse y creen que si los demás no las quieren sea quizá, por su
aspecto físico, sienten que la sociedad las suprime por no ser como las mujeres que la
publicidad enseña, mujeres con cuerpos perfectos, así que siempre buscaran la forma
de parecerse a ellas sin importar que deban hacer. 1Muchos investigadores en el tema
piensan que esto se basa en la profunda, arraigada, pero errada, idea de que sólo a
través de la delgadez y su "atractivo", se podrá triunfar en la sociedad. Suele
presentarse junto con un fuerte sentimiento de inseguridad y con problemas graves en
la autoestima, en relación directa con el peso o con la imagen corporal (autoimagen).

El gran problema está en que no recurren a formas saludables de cambiar su


físico, como es el hecho de hacer ejercicio, sino que prefieren ir por algo mucho más
fácil para ellas, como no comer o alimentarse y expulsar rápidamente lo consumido;

1
La Bulimia [en línea] http://es.wikipedia.org/wiki/Bulimia, recuperado el 26 de
septiembre de 2009.

María Daniela González Cubaque


TU VIDA ANTES QUE NADA

Esto trae muchos inconvenientes de salud, pues gracias a esto es que se generan
enfermedades graves, tales como la Bulimia y la Anorexia, enfermedades que
realmente no tiene sentido su existencia.

Estas enfermedades son verdaderamente extrañas pues generan en el que las


posee una ansiedad por comer gigante, pero siempre genera que sean expulsadas
rápidamente.

A esto le podemos llamar un trastorno mental, pues cómo pensaban mejorar su


cuerpo dejando de comer, es simplemente ilógico, el cuerpo antes debe alimentarse
muy bien para estar bien, aunque muchas veces este tipo de enfermedades
psicológicas se dan al revés, es decir, en vez de sentirse muy gordas, se sienten muy
flacas y empiezan a comer impulsivamente, logrando así llegar a tener una
enfermedad llamada: Obesidad.

Dejando de lado la parte médica, a mi manera de ver, la mejor forma de combatir


estos desordenes, es brindarle ayuda emocional a las personas que lo poseen, para que
así se sientan mucho más apreciadas por su entorno y piensen que el físico no es lo
más importante, además de ayudarle a subir su autoestima.

Una relación afectiva en la etapa de la adolescencia es un método eficaz de ayudar


a llevar estas enfermedades a buen término, pues el cariño en las jóvenes es un gran
estimulante en sus vidas, se sienten mucho más apreciadas cuando tienen a alguien a
su lado que cuando no lo tienen. Por eso creo que la mejor forma de ayudar a las
jóvenes a cuidarse, a quererse y a valorarse como personas, es el amor, el cariño y el
afecto de quienes están alrededor de ellas, para que así ellas entiendan que son
personas muy valiosas a pesar de lo gordas, flacas, delgadas, obesas, etc.. Que se
encuentren.

María Daniela González Cubaque


TU VIDA ANTES QUE NADA

Bibliografía:

• La Bulimia, [en línea] http://es.wikipedia.org/wiki/Bulimia, recuperado el 26


de septiembre de 2009

María Daniela González Cubaque