You are on page 1of 1

36

deVerano | Entrevista
Ha trabajado con Luis del Olmo, Jesús Hermida e Iñaki Gabilondo. ¿Espera seguir su ejemplo y dejar huella en el periodismo? Llegados a este punto de mi vida profesional y personal, la huella que no hayas dejado... déjala correr. Lo que quiero decir es que lo importante es que tras mi paso por la SER y la Cope llegué a TVE y he tenido mi sitio en los servicios informativos. Para un chico de Mosteiro (Pol), la supervivencia en una profesión complicada, en primera línea y en la principal televisión de España ya es suficiente huella. Debo decir que el informativo televisivo sí deja huella, sobre todo en uno mismo, por la exigencia y el estrés al que estás sometido. En vacaciones, ¿Lugo? Suelo responder con resignación y buen humor que este lucense siempre paga el peaje de un primer viaje familiar hasta llegar a Lugo. Sí, siempre elijo Lugo con escapadas a Coruña y Pontevedra. ¿Adónde puede ir un gallego si no es a su tierra, a sus raíces? Ha informado durante años. ¿Alguna noticia que le haya marcado? Las malas noticias siempre marcan, como el 11-S y el 11-M. Pero por elegir la cara y cruz de la misma cepa maligna del terrorismo diré que tuve la responsabilidad de conducir un programa en directo de 6 horas sobre la liberación de Ortega Lara y Cosme Delclaux, que fue una buena noticia tras la mala noticia de los secuestros de Eta. Del mismo modo, me correspondió el doloroso deber de tener que dar el desenlace del secuestro de Miguel Ángel Blanco: el tiro en la nuca y su posterior muerte. ¿Qué noticia le gustaría dar? Pues no sé.... pero por buscar algo positivo para España: Rajoy y Rubalcaba se dejan entrevistar de buen rollito en la muralla de Lugo mientras hacen el camino de Santiago para ganar la comprensión de los españoles. Lleva más de 20 años en TVE. ¿Cómo ha cambiado la cadena en estos años? ¿Cualquier tiempo pasado fue mejor? No; pienso lo contrario que Jorge Manrique. Pienso que cualquier tiempo pasado fue peor porque esas vivencias no volverán y lo mejor siempre está por venir. El futuro es vida, es esperanza. La televisión pública cambia porque los tiempos te arrastran. La sociedad, en general, es víctima y a la vez beneficiaria del paso del tiempo. ¿Nuestro modelo de televisión pública es sostenible o deberíamos apostar por uno similar al de la BBC? No solo es sostenible sino que hay que hacer todo lo posible porque lo siga siendo. Esa especie de referencia idealizada y romántica de la BBC también tiene sus inconvenientes porque en todas partes cuecen habas. El modelo francés, cuya financiación acaba de avalar Bruselas, también es otra opción. Bajo mi punto de vista, lo importante es que haya consenso social, político y sindical sobre la necesidad de una televisión pública de calidad que vertebre el sistema

LUNES 29 DE JULIO DE 2013 ELPROGRESO

Jenaro Castro. RTVE

JENARO CASTRO
PERIODISTA

«EN TVE CUALQUIeR tIeMPO PASADO FUe PeOR; LO MeJOR eStÁ SIeMPRe POR veNIR»
Jenaro Castro (Lugo, 1961) lleva más de 20 años en TVE y dirige desde 2012 los informativos no diarios de la cadena, entre ellos el clásico ‘Informe Semanal’

▶ TEXTO: REBECA SÁNCHEZ

democrático español y aplique con escrupulosa neutralidad el servicio público de informar y el fomento de la cultura y del entretenimiento, siempre sin dejar de formar. En 2009 le concedieron la Antena de Oro. ¿Es alentador el reconocimiento de los compañeros? Desde luego; aunque más que alentador es una satisfacción. Pero uno repara en que si le dan una Antena de Oro a la trayectoria profesional es que se está haciendo mayor. La Antena está muy bien, pero no hay premio menor, y todos sirven para compensar el esfuerzo y el trabajo. Yo estoy muy agradecido a todos los premios. Aunque el mejor premio es cuando mi madre, Argimira, o mi hijo, Álvaro, enjuician en positivo el último programa o el último trabajo de este periodista lucense. Las nuevas tecnologías aplicadas al periodismo: ¿salvación o vía para el intrusismo? En la libertad de expresión nunca hay intrusismo. Si acaso, hay acciones coordinadas y manga ancha al acceso. Tampoco pienso que las nuevas tecnologías sean la tabla de salvación. El periodismo se salva solo, por su compromiso con la verdad y el deber de informar. El programa ‘Informe semanal’, que dirige, ha perdido audiencia. ¿Cuáles son los motivos? Llegué al programa a finales de agosto de 2012 y heredé un 7% de audiencia y 764.000 espectadores de media. Respecto a ese dato hemos mejorado en un horario difícil y con mucha competencia, porque la media ahora oscila entre los 1.200.000 y 1.500.000 espectadores. En las audiencias influyen muchos factores. Por ejemplo, la hora de programación. Hasta agosto de 2012 ‘Informe semanal’ comenzaba a las 21,30 y las 21,40 horas. Después entre las 21.53 y las 21.15 horas. Aún así, tenemos un suelo sólido de espectadores que quieren información de calidad. Cuando ‘Informe semana’ cumplió 40 años se hizo hincapié en que es «el programa de siempre y el programa de todos». ¿Sigue siéndolo? Por supuesto. Lo que todos debemos pensar cuando estamos en uno u otro programa es que representamos la pluralidad y no la propiedad. Los programas están por encima de las personas. E ‘Informe semanal’, mucho más por su trayectoria, solera y prestigio. Cuando mañana haya otra dirección seguirá siendo «el programa de siempre, el programa de todos. Ada Colau, fundadora de PAH, expresó su disgusto con el programa por el reportaje sobre el acoso a los políticos. En 2013 el Parlamento Europeo concedió el premio Ciudadano Europeo a PAH. ¿Qué opinión le merece dicho reconocimiento? Respeto. Por el premio y por las críticas. Pero no criticaba el reportaje, sino la frase que el reportero eligió de ella. Colau pudo dar su opinión como los políticos acosados y el periodista hizo su trabajo en absoluta libertad.