Página Siete

Contra los militares
¿Qué opina usted de que el Ejército Mexicano esté combatiendo al narcotráfico en las calles de algunas ciudades?, ¿le parece que es incorrecto, indebido, inmoral o hasta ilegal?, ¿cree usted que deberían ser exclusivamente policías municipales, estatales o federales quienes se encargaran de dicha tarea? Se lo pregunto porque el Ejército y la Policía Federal están deteniendo incluso a otros policías ligados con el narco; «Once personas fueron detenidas el fin de semana por la Policía Federal, entre ellas cuatro policías de Nuevo Laredo, por presuntamente colaborar con el Cartel del Golfo», decía una noticia hace días; y porque hay voces que se oponen a la intervención de los militares en esta lucha encarnizada contra la delincuencia organizada. ¿Cree usted que los policías, municipales y estatales, o los federales solos, pueden contra el narco? ¿Está usted de acuerdo con el presidente de la Asociación Nacional de Derechos Humanos, Fortino López Balcázar, quien dijo en Reynosa, Tamaulipas que «la exagerada vigilancia y revisión de grupos militares es una clara violación constitucional?». «Todos anhelamos -agregó- que haya seguridad y que haya control de la delincuencia, el gobierno lo está tratando, pero nos está mandando militares, están militarizando nuestra ciudad y no estamos de acuerdo.» Sus razones debe tener Balcázar para no querer ahí a los militares, pero, ¿qué pasa con los buenos policías que se atreven a combatir al narco? El día 15 de enero en Tijuana un grupo de individuos portando armas largas irrumpió con lujo de violencia en el domicilio del jefe de la policía municipal, Margarito Saldaña y lo asesinó; en esos hechos resultaron heridos su esposa y tres de sus hijos, horas después murieron la mujer y una de sus hijas. ¿Pueden los policías municipales contra el narco?, ¿deben retirarse los militares de esta actividad porque están -como dice Balcázardesplazando a los policías civiles en tareas que no son de su competencia como la seguridad pública? Se lo vuelvo a preguntar porque hay una campaña en contra de la intervención militar en el combate al narco, de la que se hacen eco algunos medios, especialmente el periódico La Jornada que en días pasados publicó en su primera plana como nota principal: «El Ejército toma en sus manos la justicia en BC. Asume abiertamente indagación y persecución de criminales. Acción ilegal, invade funciones del Ministerio Público: Expertos.» Y todo el fundamento de esa nota principal fue que la Secretaría de la Defensa Nacional emitió un comunicado en la ciudad de Tijuana, en el que convoca a la población civil a denunciar vía telefónica cualquier acto criminal o sospechoso. «En una acción sin precedente -decía el inicio de la nota principal de La Jornada- el Ejército Mexicano asumió abiertamente, y según especialistas de manera ilegal, la investigación y persecución de criminales en Baja California». «Especialistas en fuerzas armadas y seguridad -decía La Jornada, aunque no dijo quiénes-, señalaron que al asumir esta tarea de manera abierta, el Ejército actúa inconstitucional e ilegalmente, porque esta tarea le compete exclusivamente al Ministerio Público». El comunicado en cuestión, que emitió el Ejército el día 16 de enero y que tanto destacó La Jornada cinco días después, luego de citar lo ocurrido un día antes cuando fueron masacrados el jefe policiaco de Tijuana, su esposa y una de sus hijas, señalaba que «ante este lamentable suceso y con el fin de evitar que se continúen suscitando estos hechos, la Secretaría de la Defensa Nacional, por conducto de la Segunda Región y Zona Militar hacen la invitación al público en general del estado de Baja California, para denunciar conductas delictivas que se realicen en sus colonias, como son: venta de drogas, secuestros, movimiento de grupos de personas armadas u otros actos ilícitos que perturben la tranquilidad de la población. Para lo cual, la Segunda Zona Militar, con sede en Tijuana, Baja California, pone a su disposición el número telefónico (664) 685 02 97... cabe mencionar que no habrá interrogación alguna.» El escrito aseguraba que con esas acciones el personal del Ejército y Fuerza Aérea «dentro de nuestro ámbito y competencia contribuirá con usted, ciudadano, a lograr la seguridad y tranquilidad que tanto demanda. Tenga la seguridad de que nosotros... sí vamos.» ¿Le molesta a usted que el Ejército ponga

Vigencia del 2 al 8 de febrero de 2008
Cloverfield: Monstruo B (1:24) V.S.L.M.MI.J.-4:00-5:40-7:20-9:00 D.-2:00-1:40-3::20-5:00-6:40-8:20 Ganster Americano C (2:37) V.S.L.M.MI.J.-4:00-7:00 D.-12:00-3:00-6:00-9:00 El amor en los tiempos del cólera B15 (2:18)) V.S.L.M.MI.J.-4:00-6:30-9:00 D.12:00-3:00-5:30-8:00 Soy Leyenda B (1:40) V.S.L.M.MI.J.- 4:15-6:15 -8:15 D.-12:00-2:00-6:00-8:00 Ganster Americano C (2:37) V.S.L.M.MI.J.-5:30-8:30 D.-1:30-4:30-7:30
Horarios sujetos a cambios sin previo aviso Admisión $35 pesos Niños, INSEN y matinee $25 pesos Miércoles $20 pesos

El libro de los secretos (Doblada) A (2:04) V.S.L.M.MI.J-4:00 D.-12:00-6:50 Mentes diabólicas B15 (1:49) V.S.L.M.MI.J.- 6:30 D.-2:30-9:15 30 días de noche B15 (1:53) V.S.L.-8:40 D.-4:40

a disposición de la ciudadanía un número de teléfono para reportar la venta de drogas, secuestros y movimiento de grupos de personas armadas? Genaro González Licea, ex catedrático del Colegio de Estudios del Ejército y la Fuerza Aérea -agregaba la nota de La Jornada- precisó que la decisión de la Sedena de solicitar información a la población civil constituye una violación a la Carta Magna, porque está asumiendo atribuciones de investigación de los delitos que sólo corresponden al Ministerio Público; y no descartó que inclusive la emisión del comunicado sea causante de responsabilidad penal por parte de elementos del alto mando castrense que habrían ordenado su difusión. Entonces este escribidor es también un delincuente, porque el 31 de mayo del año pasado voluntariamente le dimos difusión a un comunicado similar que emitió la Secretaría de la Defensa en Veracruz, en un comentario que que titulamos «Narcovecinos», y repetimos el mismo el día 22 de octubre en otra columna que llamamos «Quieren cooperar», el párrafo decía: «Con el fin de contar con la valiosa participación de la población veracruzana en el combate a la delincuencia organizada, la Secretaría de la Defensa Nacional, a través de la Comandancia de la Sexta Región Militar y Vigésima Sexta Zona Militar, pone a disposición de la ciudadanía las líneas telefónicas SEGURAS Y CONFIDENCIALES siguientes: 01 229 923 93 61, 01 229 923 93 63, 01 229, 922 96 80 y 01 229 922 96 96. Disponibles las 24 horas del

Por Luis Gutiérrez Medrano

Muy vulgar lo que dijo Obrador de Ruth Zavaleta
Respondió a Obrador con muina por lo que éste le dijo, más o menos que era un “Jijo”… Pendenciero de cantina. Y es verdad a no dudar que Obrador nada respeta, lo que dijo a Zavaleta es corriente y muy vulgar. Para colmo de los males aún tiene incondicionales.

Tel. 715 50 55 71 5 50 56

Centro Comercial Galerías Circuito Jardín Alteño No.10 Fracc. Jardines del Real Tepatitlán, Jalisco 47600

día para recibir todo tipo de denuncias en contra de la delincuencia organizada», dice el boletín que nos hizo llegar el 63 Batallón de Infantería». Es ésta, hoy, la tercera vez que lo citamos, porque creemos que la población debe cooperar con la autoridad, concretamente con las fuerzas armadas, para combatir ese cáncer de la delincuencia organizada que está minando a la sociedad. Si estamos cometiendo un delito con esto, que nos llame a cuentas la justicia. Según el presidente de la Asociación Nacional de Derechos Humanos en Reynosa, Tamaulipas, Fortino López Balcázar, «deberían ser cuerpos policiacos civiles los responsables de la prevención. Los militares están violando el artículo 124 y el 89 fracción sexta de la Constitución.» Mentira. El Artículo 89 de la Constitución dice: Las facultades y obligaciones del presidente son las siguientes: y la fracción sexta dice: Preservar la seguridad nacional en los términos de la ley respectiva, y disponer de la totalidad de la fuerza armada permanente, o sea del Ejército, de la Armada y de la Fuerza Aérea, para la seguridad interior y defensa exterior de la Federación. Y el Artículo 124 dice: Las facultades que no están expresamente concedidas por esta Constitución a los funcionarios federales, se entienden reservadas a los estados. ¿No es una cuestión de seguridad interior el combate a las mafias del narcotráfico?, ¿no puede disponer el presidente de la República como lo manda la Constitución- del Ejército, la Armada y la Fuerza Aérea para esta labor?, ¿no está expresamente concedida por la Carta Magna esta facultad al presidente de la República? ¿Por qué chillan entonces...?, ¿a qué intereses sirven quienes se oponen a que el Ejército persiga a los sicarios de las bandas del narcotráfico? «Es absurdo -dice Miguel Moreno, de Monterrey, en una carta enviada a Reformaque, viendo la delincuencia que ya no respeta a nadie (ni siquiera a niños) y se enfrenta con mucha ventaja contra los policías, se escuchen voces pidiendo que el Ejército se retire de esta guerra. Ojalá que por respeto a la memoria de los verdaderos héroes, los policías que se enfrentan al cáncer del narcotráfico, estas voces cesen. No es justo que se tengan que librar batallas en la calle y en los medios.» A mí también me parece absurdo que se escuchen esas voces, y más aún que haya algunos medios que las usen para destacarlas en su nota principal. Pero en fin, podemos estar equivocados quienes, por el contrario, pedimos todo el apoyo para el Ejército. La mejor opinión es la del lector. Si quiere usted opinar, con gusto transmitiremos su opinión. ggonzalezgodina@hotmail.com

7 días Sábado 2 de febrero de 2008

7