You are on page 1of 6

ESFUERZO ÚLTIMO SEGURIDAD.

y ESFUERZO

ADMISIBLE.

FACTOR

DE

En las secciones precedentes se aprendió a determinar los esfuerzos en barras y pasadores en condiciones sencillas de carga. En los capítulos siguientes se aprenderá a determinar esfuerzos en condiciones más complejas. Sin embargo, en las aplicaciones de ingeniería esto es rara vez el objetivo final. En lugar de eso, el conocimiento de los esfuerzos los utiliza el ingeniero para realizar los siguientes trabajos: 1. Análisis de estructuras y máquinas existentes o propuestas, para predecir su comportamiento en condiciones de carga especificadas. 2. Diseño de nuevas estructuras y máquinas que cumplirán su función de una manera segura y económica.

Para poder realizar cualquiera de las anteriores tareas debe saberse cómo se comportará el material que se utilizará, en condiciones de carga conocidas. Para un material dado, esto se determina realizando pruebas específicas en muestras preparadas del material. Por ejemplo, puede prepararse una probeta de acero y colocarla en una máquina de prueba y someterla a una fuerza axial de tensión conocida. Cuando se incrementa la magnitud de la fuerza, se miden varios cambios en la probeta, por ejemplo, cambios en su longitud y diámetro. Finalmente se alcanzará la máxima fuerza que puede aplicarse a la probeta, y ésta se romperá o comenzará a portar menor carga. Esta carga máxima es la carga última de la probeta y se denota por PU. Como la carga aplicada es axial, puede dividirse la carga última por el área original de la sección media de la barra para obtener elesfuerzo normal último del material en cuestión. Este esfuerzo, conocido también como la resistencia última a la tensión del material es

Varios métodos de prueba están disponibles para hallar el esfuerzo cortante último o resistencia última a cortante de un material. El más común involucra la torsión de un tubo circular. Uno más directo, aunque menos exacto, consiste en fijar una barra rectangular o redonda en una herramienta de cortante (véase la figura 1) y aplicar una carga creciente P hasta obtener la carga última PU de cortante simple. Si el extremo libre de la muestra reposa en los dos dados endurecidos (véase la figura 2) se obtiene la carga última a cortante doble. En cualquier caso, el cortante último U se obtiene dividiendo la carga última por el área total donde el esfuerzo cortante tiene lugar. Recuérdese que en el caso del cortante simple el área es la sección transversal A de la muestra, mientras que en el cortante doble es dos veces la sección transversal.

Figura 1

Figura 2

Un elemento estructural o componente de máquina debe diseñarse de modo que su carga última sea bastante mayor que la carga que el elemento o componente llevará en condiciones normales de uso. Esta carga menor es lacarga admisible y, a veces, la carga de trabajo o de diseño. Así sólo se utiliza una fracción de la carga última del elemento cuando se aplica la carga admisible. El remanente de la

capacidad del elemento se deja en reserva para asegurar un desempeño seguro. La razón entre la carga última y la carga admisible se define como factor de seguridad. Escribimos:

En muchas aplicaciones existe una relación lineal entre la carga y el esfuerzo generado por ella. Cuando tal es el caso, el factor de seguridad puede expresarse como:

La determinación del factor de seguridad que deba usarse en las diferentes aplicaciones es una de las más importantes tareas de los ingenieros. Por una parte, si se le escoge muy pequeño la posibilidad de falla se torna inaceptablemente grande; y si se le escoge muy grande el resultado es un diseño caro y no funcional. La escogencia del factor de seguridad apropiado para determinada aplicación requiere un buen juicio del ingeniero, basado en muchas consideraciones tales como las siguientes:

1. Variaciones que ocurren en las propiedades de los materiales. La composición, resistencia y dimensiones de los materiales están sujetas a pequeñas variaciones durante la manufactura. Además, las propiedades pueden alterarse y pueden generarse esfuerzos residuales por efecto de calentamiento o deformación que pueden ocurrir al material durante el almacenamiento, transporte o la construcción. 2. Número de ciclos de carga que pueden esperarse durante la vida de la estructura o máquina. Para la mayor parte de los materiales el esfuerzo último decrece cuando el número de ciclos de carga aumenta. Este fenómeno se conoce como fatiga y si se le ignora puede producir alguna falla súbita. 3. Tipo de cargas que se consideran en el diseño o que pueden ocurrir en el futuro. Muy pocas cargas se conocen con completa certeza. La mayor parte de las cargas de diseño son

4.

5.

6.

7.

estimados ingenieriles. Además, cambios futuros en el uso pueden introducir cambios en el modo de carga. Para cargas dinámicas, cíclicas o de impulso se exigen mayores factores de seguridad. Tipo de falla que puede ocurrir. Los materiales frágiles fallan súbitamente, usualmente sin aviso previo de que el colapso es inminente. Los materiales dúctiles, como el acero estructural, sufren deformaciones sustanciales antes de fallar, conocidas como fluencia, advirtiendo así que existe carga excesiva. Sin embargo, la mayor parte de las fallas por doblamiento o estabilidad son repentinas sea frágil el material o no. Cuando existe la posibilidad de falla súbita debe usarse un mayor factor de seguridad que cuando la falla está precedida por avisos evidentes. Incertidumbre debido a los métodos de análisis. Todos los métodos de diseño están basados en hipótesis (simplificadas) que se traducen en que los esfuerzos calculados son sólo aproximaciones de los esfuerzos reales. Deterioro que puede ocurrir en el futuro por mantenimiento deficiente o por causas naturales no prevenibles. Un factor de seguridad mayor se requiere en sitios donde la oxidación y decadencia general son difíciles de controlar o aun de descubrir. Importancia de un elemento con respecto a la seguridad de la estructura total. Los elementos rigidizadores o secundarios pueden en muchos casos diseñarse con un factor de seguridad más bajo que el usado para elementos principales.

Además de lo anterior existe la consideración sobre el riesgo para la vida y la propiedad que una falla implicaría. Cuando una falla no implique riesgo para la vida y un riesgo mínimo para la propiedad, puede considerarse el uso de un menor factor de seguridad. Finalmente, está la consideración práctica de que, a menos que se efectúe un diseño cuidadoso con un factor de seguridad no excesivo, la estructura o máquina podrá o no realizar su función de diseño. Por ejemplo, algunos grandes factores de seguridad en aviación pueden tener un efecto inaceptable en el peso de los aviones.

Para la mayor parte de las aplicaciones estructurales y de máquinas, los factores de seguridad se establecen por especificaciones de diseño y códigos de construcción escritos por comités de ingenieros experimentados que trabajan con sociedades profesionales, -con industrias o con agencias federales, estatales o municipales. Ejemplos de tales especificaciones de diseño y códigos de construcción son: 1. Acero: American Institute of Steel Construction, Specifications for the Design and Erection of Structural Steel for Buildings. 2. Concreto: American Concrete Institute, Building Code Requirement for Reinforced Concrete. 3. Madera: National Forest Products Association, National Design Specifications for Stress-Grade Lumber and Its Fastenings. 4. Puentes para carreteras: American Association of State Highway Officials, Standard Specifications for Highway Bridges.

DEFORMACIONES DE ELEMENTOS SOMETIDOS A CARGA AXIAL
Considérese una barra homogénea BC de longitud L y sección transversal

uniforme A, bajo la acción de una carga axial P (véase la figura 8).

Figura 8

Si el esfuerzo axial s = P/A no excede el límite de proporcionalidad del material, puede aplicarse la ley de Hooke y escribir:

de la cual se halla que:

recordando que hemos definido a e como

, se tiene:

y sustituyendo encontramos la formula para calcular la deformación total: