You are on page 1of 10

1

Encuentro Programas de Maltrato y CTD Chillán, Noviembre de 2004

Experiencia de Intervención Reparatoria con Niños y Niñas Proyecto de Maltrato Grave y Abuso Sexual CAINI de Quilicura !uec"uraba Ps# Mar$a Andrea !uerta A%uilera &'( Ps# Marcela An%)lica Qui*ada Corne*os &+( Introducción
El presente artículo se relaciona con nuestra experiencia clínica en la atención reparatoria de niños y niñas víctimas de Maltrato Físico Grave y/o Abuso Sexual. 1 Esta experiencia es iniciada por el e uipo pro!esional del "entro de Atención #nte$ral al %iño y la %iña de &uilicura' cuya puesta en marc(a se remonta a Mar)o de *++,' tras el -ia$nóstico reali)ado por la .!icina de /rotección de -erec(os de la comuna y mediante convenio entre el Servicio %acional de Menores y el "onse0o de -e!ensa del %iño' enmarcado en las recomendaciones internacionales sobre /olíticas de #n!ancia 1-eclaración 2niversal de los -erec(os del %iño3 En un inicio del /ro$rama' la atención estuvo pensada sólo para niños y niñas pertenecientes a la comuna de &uilicura. /ero la experiencia de un año de traba0o nos mostró la necesidad de ampliar nuestra cobertura a otras comunas pertenecientes al sector norte del Gran Santia$o' dando así respuesta a la alta demanda de reparación exi$ida desde los 4ribunales del "rimen y de Menores correspondientes. -e esta !orma' a partir del año *++5' se introduce !ormalmente la comuna de 6uec(uraba en nuestro radio de acción. Es en este contexto de cobertura' nos resulta necesario precisar ciertas características de nuestros su0etos de atención' ue dan el sello
1

distintivo al traba0o reparatorio de nuestro proyecto' a saber' !amilias ue se encuentran deprivadas socioeconómicamente' con ba0o nivel de escolaridad por parte de las !i$uras si$ni!icativas' con situación de inestabilidad laboral y de vivienda9 (istorias trans$eneracionales de vulneración y pautas relaciones violentas (acia los niños y entre los adultos. El traba0o de reparación re uiere de una serie de !actores y !ases previas para ue el contexto de nuestra intervención se pueda llevar a cabo. Entre los !actores se encuentran en primer lu$ar' la interrupción o cese de!initivo de la situación de Maltrato Físico y/o Abuso Sexual su!rida9 la ausencia de a lo menos contacto !ísico del niño con la !i$ura a$resora9 la participación activa durante la intervención de un adulto protector y visibili)ador del daño del niño1a39 y el res$uardo' coordinación y colaboración social y 0urídica del e uipo interdisciplinario ue nuestro "entro o!rece. El niño1a3' previo al in$reso a la etapa individual de tratamiento psicoterap:utico reparatorio' (a debido pasar por las !ases de ;udiciali)ación de la situación abusiva' y por una !ase de "ali!icación /sicoló$ica' en la cual se (aya determinado ue es su0eto de atención para nuestro "entro' considerando la existencia' tipo de Maltrato y/o Abuso' la $ravedad y el nivel de ries$o en ue se encuentra. En el presente artículo centraremos nuestra exposición en Las Características del Contexto Terapéutico; El Diagnóstico en las áreas de daño del niño; y las distintas fases del Proceso Psicológico Reparatorio nfanto !u"enil# buscando re!lexionar acerca de los aciertos y di!icultades desde nuestra experiencia en esta etapa de la intervención.

/onti!icia 2niversidad "atólica de "(ile. /ostítulo 4erapia Familiar. #nstituto 4erapia Familiar de Santia$o. "urso de /ostítulo en Abuso Sexual' 2niversidad de "(ile. /sicólo$a del "entro de Atención #nte$ral al %iño de &uilicura76uec(uc(aba
*

2niversidad de Santia$o de "(ile. -iplomada en /sicolo$ía "línica. 2SA"6. "ursos de /ostítulo en 8iolencia #ntra!amiliar y Abuso Sexual. 2niversidad de "(ile. /sicólo$a del "entro de Atención #nte$ral al %iño de &uilicura76uec(uc(aba

7 7 7 7 7 7 Encuadre protector con el niño$a% y el adulto responsa(le .ueri-ientos . Noviembre de 2004 %uestras t:cnicas tambi:n si$uen una mirada amplia y multimodal' tomando en cuenta las condiciones y características del traba0o con cada niño1a3. Encuentro Programas de Maltrato y CTD Chillán. >o psicoterap:utico' se complementa adem<s de lo social y 0urídico ya mencionado' con especialistas del <rea m:dica 1/si uiatría y %eurolo$ía' %utricionista' etc3 en los casos en ue se produce sintomatolo$ía ue re uiere de un tratamiento medicamentoso o de una observación bioló$ica de dic(os síntomas./sicos Para el Contexto 0erap)utico El niño$a% en situación de protección /revio al aborda0e psicoterap:utico del Maltrato !ísico Grave y/o Abuso Sexual' es re uisito !undamental ue se den condiciones de apertura del (ec(o abusivo' reconocimiento de :ste y 0udiciali)ación correspondiente.uvenil y del Maltrato !ísico Grave. Sin estas condiciones' es probable ue el proceso reparatorio se vea interrumpido o no se pueda llevar a cabo. -e esta !orma' puede brindarle al niño1a3 un contexto interaccional ue impli ue una experiencia de contraste respecto a la relación abusiva su!rida con un otro' ue le ayude a mantener el sentido de sí mismo' de su importancia' autoestima y valide) personal. /or lo tanto' en!ati)amos en nuestro "entro ue' para comen)ar el tratamiento psicoterap:utico' se debe contar con los antecedentes de dic(a vulneración en !orma clara' con la interrupción del (ec(o y con el niño en situación de protección. Caracter$sticas del Contexto 0erap)utico Construcción de una relación de (uen trato Si bien la relación entre el niño1a3 y el terapeuta es una relación de asimetría dada las características del rol ue asume el pro!esional en el "entro y el ob0etivo de!inido de la intervención en sus <reas preventivas y de reparación9 y la implicancia de un proceso interpersonal ue potencia el reconocimiento de los recursos internos9 el terapeuta no debe obviar ue el poder ue tiene su rol debe ser utili)ado para establecer una relación de buen trato e i$ualdad de valores con Gsu pe ueño pacienteH. -ic(os modelos explicativos (an sido tomados de la Mirada Sist:mica' -in<mica y "o$nitiva9 Siendo los principales modelos considerados= 7>as -in<micas 4raumato$:nicas de Fin?el(or y @roAne 11BCD3 >a 4eoría del 6ec(i)o de /errone y %annini 11BBE3 >a mirada sist:mica y ecoló$ica de @ron!enbrenner 11BB53 -escripción del proceso abusivo en @arudy 11BB1' 1BBE3 >a teoría del ape$o de @oAlby 11BB. &uestros 'odelos teóricos de tra(a)o en *altrato físico gra"e y +(uso .exual /ara nuestro aborda0e y tratamiento en el <mbito reparatorio' y para el con0unto de los pro!esionales de nuestro "entro' (a sido de suma relevancia tomar en cuenta los diversos modelos explicativos' comprensivos y !enom:nicos de los e!ectos del Abuso Sexual #n!anto . "onsideramos necesario recalcar ue a pesar ue el G!ortalecimiento del vínculoH es una característica in(erente a la psicoterapia' ba0o nuestra experiencia' resulta !undamental ue dic(a característica del traba0o reparatorio sea creada y sostenida por el terapeuta (asta el !inal de la intervención.3 >a teoría del trauma desde Freud' Ferenc)i' Finnicott' entre otros >a carrera moral del niño 1@arudy39 Síndrome de acomodación 1Sumit3' niños maltratados 1"irillo3' entre otros.* Re.

Noviembre de 2004 El maltrato y/o abuso implica la tras$resión de los límites del niño en tanto individuo' es por eso ue la intervención de nosotros como pro!esionales dentro del contexto terap:utico reparatorio' est<n basadas en las premisas de un ambiente de respeto' con!iabilidad' se$uridad y con!idencialidad.tra característica de nuestro encuadre es la con!idencialidad con el niño1a3.3 >a relación establecida con el adulto se basa en tanto su rol de !i$ura parental' tutor o cuidador del niño y' por Jltimo 153 la dispocisición del adulto a participar de sesiones Ipreviamente in!ormadas al niño7 con el terapeuta' cuando la presencia de :ste !avore)ca el avance y curso de la intervención con el niño1a3. Si al$unas de estas situaciones se presentan en el contexto de reparación' el pro!esional in!orma al E uipo t:cnico del "entro' a su adulto a car$o y/o al sistema 0udicial correspondiente de ser necesario.. -isi(ili. Este clima sólo lo lo$ramos estableciendo un encuadre de traba0o con límites muy claros y explícitos' ue preven$an la ocurrencia de conductas de abuso de poder por parte del terapeuta y/o adulto. En lo re!erente al encuadre con el adulto responsable' el psicólo$o tratante en coordinación con la 4raba0adora Social del caso' enmarca al adulto responsable en cuatro aspectos !undamentales' a saber= 113 >a obli$atoriedad en la asistencia y puntualidad del niño1a3 a las sesiones pro$ramadas9 1*3 #mportancia de la entre$a de in!ormación por parte del adulto responsable ue sea de utilidad para el proceso reparatorio del niño1a3 Isin de0ar de lado la retroalimentación ue el pro!esional pueda darle a :ste de los avances o di!icultades del proceso iniciado79 1. A modo de e0emplo la sesión se preparara como Guna curva normalH con niveles de intensidad ue est<n $raduados como anteriormente expusimos.ación del niño .3 debemos' a trav:s un consentimiento in!ormado' explicitarle ue dic(a con!idencialidad est< supeditada a prote$er su inte$ridad !rente a un posible daño a sí mismo' de un daño a terceros 7de terceros (acia :l7 y/o de un daño en la es!era !amiliar. "on estas iniciativas prote$emos no sólo nuevas vulneraciones (acia el niño1a3 sino tambi:n mantenemos un marco de protección para los pro!esionales de nuestro e uipo. Adem<s' como e uipo no utili)amos t:cnicas ue !avore)can la sensación de descontrol en el niño1a3' tales como la ima$inería o la rela0ación con los o0os cerrados ni reali)amos acciones ue el niño perciba como invasivas9 ya sea tocarlo sin su autori)ación' Gcambiar las re$lasH de la sesión' y todo a uello ue aumente la sensación de inestabilidad en el niño1a3 . En este <mbito' como pro!esionales ue !uncionamos en un contexto institucional de traba0o' si bien utili)amos procedimientos y m:todos ue res$uardan la in!ormación entre$ada por el niño 1!ic(as clínicas' evaluaciones psicodia$nósticas' in!ormes 0udiciales' material de sesión creado por el niño' etc. Encuentro Programas de Maltrato y CTD Chillán. "omo "entro nos resulta anticipar la resistencia y el ries$o de deserción a !in de comprometer al adulto responsable ue avise las eventuales inasistencias y ase$urar así la continuidad del vínculo de traba0o con el niño. /or las características de nuestro su0eto de atención' en donde las conductas de vulneración son recurrentes y muc(as veces internali)adas' y en donde la experiencia abusiva (a implicado la p:rdida de control' voluntad y capacidad de e0ercer derec(o' como terapeutas mostramos Iincluso de manera redundante7 a los niños' un ambiente predecible en donde la sesión parte con un ritual de inicio' creado en con0unto con el niño1a3' se desarrolla abordando los ob0etivos terap:uticos tra)ados' con actividades acordes a su particularidad y con un ritual de cierre ue le permita mantener la sensación de control' disminuir ansiedades y abrirse a la experiencia de ayuda.

"onsideramos tambi:n sus características evolutivas' su nivel de !uncionamiento en las distintas <reas del desarrollo 1co$nitiva' emocional' social' conductual' psicosexual' etc. >a experiencia nos (a mostrado ue las principales <reas de desarrollo dañadas a . 1b3 Características de la situación de "ulneración= extra!amilar' intra!amiliar o incestuoso9 1c3 Tie'po y 0recuencia/ crónico o episodio Jnico9 $d% Respuesta del &1cleo fa'iliar y social ante el 2ec2o a(usi"o3 En nuestra experiencia el traba0o social y 0urídico ue se reali)a en las primeras etapas de intervención de cada caso con el ob0etivo de $aranti)ar la protección del niño' (an tenido e!ectos reparatorios para el niño y su !amilia. >a labor dia$nóstica consiste en evaluar las distintas <reas de desarrollo del niño y el impacto ue (a producido en ellos la situación de vulneración. /or ende' nuestro actuar como terapeutas' est< basado en una escuc(a activa' emp<tica' y respetuosa de sus tiempos' lo ue resulta muy reparador en sí mismo para :stos.5 >os niños ue (an sido víctimas de Maltrato Físico Grave y/o Abuso Sexual' tienen la sensación de desvalía personal' tendiendo a obviar sus necesidades' opiniones y sentimientos. En la !ase de evaluación psicoló$ica utili)amos distintas (erramientas' tales como= )uego diagnóstico. Al mismo tiempo' desde lo psicoló$ico' en esta !ase se comien)an a producir e!ectos terap:uticos reparatorios para el niño' debido a ue se construye con :l un vínculo de con!ian)a' y se le brinda un espacio individuali)ado para expresar sus vivencias y con!lictos' como explicamos en el punto anterior. El 1ia%nóstico en las /reas de daño del niño&a( El $rado de vulnerabilidad de los niños1as3 con los cuales traba0amos' (ace de la etapa dia$nóstica una !ase m<s de la es!era reparatoria' pues los niveles de daño son evaluados transversalmente durante todo el curso de la intervención. Noviembre de 2004 para el caso' ue re uieran nuevas acciones y toma de decisiones. /onemos el acento en ue' la intervención reparatoria puede comen)ar desde el primer momento del aborda0e del caso' y no necesariamente involucrar el espacio de settin$ psicoterap:utico. Al preparar nuestro plan de intervención en el <mbito reparatorio' consideramos la premisa de la individualidad y particularidad de cada niño atendido y las consideraciones clínicas ue re uieren. Kesulta necesario señalar ue si bien esta etapa constituye una !ase intermedia previa al proceso de tratamiento reparatorio en el niño y su !amilia' :sta se mantiene durante toda la intervención' ya ue pueden ocurrir cambios importantes y aparecer in!ormación relevante Encuentro Programas de Maltrato y CTD Chillán. /or tal e!ecto' (emos decido introducirlo como parte !undamental para el :xito psicoterap:utico del niño. Es necesario tener en cuenta ue el si$ni!icado ue tiene para cada niño1a3 la situación de vulneración su!rida debe ser tomada en consideración por el pro!esional al en!rentarse al proceso psicoló$ico reparatorio y no actuar sobre ideas pre7establecidas o impuestas acerca del !enómeno del Maltrato y/o Abuso Sexual.3 así como sus pre!erencias' actitudes y recursos personales. El dia$nóstico nos sirve de marco base y de pronóstico para el proceso psicoterap:utico del niño1a3' siendo importante di!erenciar para el !oco reparatorio= 1a3 La tipología de la "ulneración/ Maltrato Físico Grave' Abuso sexual' violación' abuso sexual impropio' etc. prue(as gráficas y proyecti"as# tests psico'étricos con los ue cuenta nuestro "entro9 recabamos in!ormación en pro!undidad en relación a las <reas de desarrollo dañadas' a la elaboración psicoló$ica' a la respuesta del niño !rente a la experiencia traum<tica' y a los recursos internos y externos disponibles en el niño.

"entro de Atención #nte$ral al %iño y %iña de &uilicura76uec(uraba .7*++5.L consecuencia de la vivencia de Maltrato y/o Abuso Sexual' corresponden a las si$uientes= A# 2rea Psicoso-/tica3 -olores crónicos $enerali)ados' alteraciones del sueño' pesadillas !recuentes' desórdenes alimentarios' enuresis' encopresis' entre otras.# 2rea Conductual3 "onsumo de dro$as' comportamiento a$resivo' !racaso escolar' !u$as del (o$ar' mutismo selectivo' conductas autolesivas y de ries$o y en $eneral conductas re$resivas a su etapa de desarrollo. C# 2rea E-ocional3 Sintomatolo$ía depresiva' síntomas ansiosos' ba0a autoestima' síndrome de estr:s postraum<tico' di!icultad para expresar sentimientos y desplie$ue de mecanismos de!ensivos. 2no de los aspectos m<s importantes a recabar son los recursos ue presenta el niño1a3' tanto en el <mbito interno como de su entorno' ya ue ser<n :stos aspectos los ue contribuir<n a una reparación adecuada del daño. * #n!orme de Evaluación Anual año *++. Entre :stos !actores' ue se denominan de protección' (emos observado los si$uientes= 1a3 "apacidad del niño y de la !amilia para reconocer la experiencia abusiva9 1b3 Adecuada utili)ación de mecanismos de!ensivos' 1c3 nivel de inteli$encia normal' 1d3 adecuada autoestima' 1e3 capacidad para expresar sentimientos' 1!3 capacidad para resolver problemas' 1$3 percepción del niño de un adecuado establecimiento de límites y roles a nivel !amiliar y 1(3 presencia de pocos acontecimientos estresantes en su vida. .* Esta in!ormación dia$nóstica ue (a sido elaborada por los /ro!esionales /sicólo$os de nuestro "entro' y es sistemati)ada en una !ic(a clínica ue contiene la in!ormación de cada uno de los casos' material ue !orma parte de la !ic(a psicoló$ica ue cada niño1a3 posee. -estaca la importancia para nuestro "entro de contar con un con0unto de estrate$ias ue nos permitan responder a la diversidad clínica de nuestros niños. Noviembre de 2004 mane0o de la culpa y la percepción de la !i$ura a$resora. 1# 2rea Social3 /roblemas de relación interpersonal' aislamiento social' di!icultades de vinculación a!ectiva con re!erentes si$ni!icativos. "on respecto a la elaboración psicoló$ica y respuesta de los niños !rente a las vivencias traum<ticas su!ridas' (emos considerado importante evaluar la capacidad del niño1a3 para reconocer el (ec(o experimentado' los mecanismos de de!ensas desple$ados en !unción de los (ec(os y de su vida cotidiana' la capacidad del mane0o de la rabia en torno a su experiencia' distorsiones co$nitivas' el Encuentro Programas de Maltrato y CTD Chillán. %os resulta de sobremanera relevante explicitar las características necesarias para el traba0o psicoló$ico reparatorio= "ontexto de interrupción de la situación abusiva y de protección para el niño' an<lisis de los resultados obtenidos en la evaluación de las secuelas psicoló$icas y los recursos con los ue cuenta el niño' elaboración del Plan de 0rata-iento Psicoló%ico Individuali4ado# Sobre este Jltimo punto (emos considerado los tres ob0etivos $enerales y transversales de la intervención en Maltrato y/o Abuso Sexual' es decir' protección5 resi%ni6icación y recursos protectores# 4al como (emos enunciado anteriormente en cada uno de estos ob0etivos $enerales (emos planteado ob0etivos especí!icos' actividades y tiempo de intervención se$Jn las características particulares de cada caso. El maltrato y/o Abuso Sexual es una experiencia cuyos e!ectos no se constituyen en un síndrome Jnico y (omo$:neo. E# 2rea Sexual3 "onductas sexuales inapropiadas para la edad' como masturbación excesiva' (ipersexuali)ación y 0ue$os sexuales con otros niños m<s pe ueños o de su misma edad' adem<s de conocimientos y a!irmaciones sexuales inapropiadas para la edad.

Aspectos psicoló$icos como la (uella mn:mica ue se mantiene en el aparato psí uico son puestas en los niños a trav:s de t:cnicas de met<!oras ue intentan (acer sentido respecto de la (erida psicoló$ica producida por el evento abusivo' ue debe Gcicatri)arH. . Noviembre de 2004 Existen * niveles distintos de pro!undidad de la intervención reparatoria' por lo tanto en el primer nivel' se reali)a un /4# inicial' ue 7ases del Proceso Psicoló%ico Reparatorio In6anto 8uvenil -esde nuestra experiencia con los niños1a3 con los cuales traba0amos en terapia reparatoria' podemos señalar ue' por lo $eneral' se trata de procesos lar$os ue van desde un año a un año y oc(o meses. /ara lue$o re7elaborar los ob0etivos para la !ase si$uiente y !inal de reparación. esoluci!n del "buso #e$ual y otros Traumas% Santia$o= "urso taller reali)ado en el #nstituto Milton Eric?son de Santia$o. 4odas las estrate$ias utili)adas tienen como ob0etivo primordial conse$uir ue el niño y la !amilia se comprometan con el proceso de reparación y !undamentalmente ue :stos sean capaces de reconocer la necesidad de ayuda. Si bien el e uipo tiene en cuenta estas !ases ue a continuación se describir<n' las tem<ticas necesarias de abordar en cada una de ellas depender<n de las necesidades y los tiempos del niño para expresarlas en este espacio9 y pudiendo ser traba0adas tanto individual como $rupalmente. '#0rata-iento psicoló%ico individual3 Esta etapa tiene como ob0etivo operacionali)ar las acciones propuestas en el /lan de 4ratamiento #ndividual' destinadas a contribuir a la reparación psicoló$ica del daño causado por el Maltrato y/o Abuso Sexual..# El reconoci-iento del niño de la situación de Maltrato y:o Abuso Sexual3 . 2n punto especial de nuestra experiencia (a sido el aborda0e de la tem<tica del olvido.D Encuentro Programas de Maltrato y CTD Chillán. Mstas !ases son= A# 9a contención del niño en la crisis tras la develación de la situación de Maltrato y:o Abuso Sexual3 El ob0etivo ue nos (emos propuesto en esta !ase' consiste en dar a conocer ue las conversaciones terap:uticas constituyen un espacio de soporte emocional tendiente a la expresión de los a!ectos. 8er -olan 11BBE3. responde a las necesidades m<s inmediatas del caso' durante los D primeros meses de intervención. Al respecto' adoptamos una actitud de apoyo incondicional (acia el niño' procurando ue lo$re externali)ar sus con!lictos y las emociones asociadas al trauma' construyendo narrativas alternativas' disponiendo inmediatamente de los recursos desple$ados por el niño' para iniciar un proceso de desarrollo psicoló$ico !avorable para :ste. con relación a los (ec(os experimentados' proceso en el cual se comien)an a en!rentar las primeras consecuencias de la apertura y se deben tomar decisiones con relación al !uturo. Existe la idea Itanto en el niño como en la !amilia7 ue la experiencia abusiva a trav:s del proceso reparatorio Gdesaparecer<H' por lo tanto' como pro!esionales resulta de suma importancia explicar al niño1a3 y a su adulto si$ni!icativo ue :sta constituye un episodio dentro de su vida' ue no se olvida pero ue sin embar$o su recuerdo puede resultar menos doloroso tras la intervención. 4anto el niño como su !amilia se encuentran atravesando por una !ase de crisis caracteri)ada por sentimientos de con!usión . El traba0o psicoterap:utico desarrollado en el "entro considera la existencia de distintas !ases en la intervención reparatoria .

En esta instancia de reparación se debe procurar ue el niño comience a elaborar' recuperar y nombrar las primeras alternativas de espacios vinculares de estabilidad ue le permitan desenvolverse adecuadamente en su ambiente cotidiano mediante el !ortalecimiento de las relaciones sanas con sus re!erentes si$ni!icativos. %os proponemos ue el niño pueda ir comprendiendo las características ue asumieron las din<micas abusivas' esto es' las estrate$ias utili)adas por el a$resor para someterlo o ir traspasando pro$resivamente sus límites personales. C# 9a Internali4ación adecuada de la vivencia de Maltrato y:o Abuso Sexual3 Esta parte del traba0o dice relación con la inte$ración emocional de la experiencia traum<tica 0unto al relato. 2na de las $randes consecuencias ue (emos visuali)ado en niños víctimas de abuso sexual es el estancamiento o la re$resión a etapas . Noviembre de 2004 (acia el niño' $enera en :ste muc(as con!usiones co$nitivas ue lo llevan a distorsiones en su manera de percibir la realidad' Entre estas' el !enómeno de la autoculpabili)ación. 2n ob0etivo importante a lo$rar sobretodo en las víctimas adolescentes' debido a la ad uisición de (abilidades abstractas es ue puedan di!erenciar la participación versus la responsabilidad en la ocurrencia de los (ec(os. 4ambi:n nos (emos encontrado con niños ue tienden a polari)ar su realidad' vislumbrando todo como positivo o ne$ativo' result<ndoles di!ícil vislumbrar realidades intermedias. 1# 9a recuperación de la posibilidad de i-a%inar un 6uturo sin el Abuso Sexual3 >as experiencias traum<ticas abusivas en la es!era de la sexualidad inundan el aparato psí uico de los niños obstaculi)ando un desarrollo sano y tiñendo de manera ne$ativa las posibilidades de ima$inar un !uturo me0or.E En esta !ase nuestra meta consiste en !acilitar la expresión verbal y emocional del niño con relación a los (ec(os y/o las consecuencias de las experiencias de victimi)ación de manera ue :ste lo$re creer por sí mismo ue lo ue (a contado e!ectivamente sucedió' con!iando en sus propias percepciones y en la sensación de daño experimentada. 2na de las actividades a reali)ar durante esta etapa consiste en ue el niño lo$re situarse y visuali)arse en la ima$en de sí mismo y de la !i$ura a$resora' previo a la ocurrencia de los (ec(os' durante :stos y en la actualidad. -ebido a ue la responsabilidad involucra sentimientos de culpas ue muc(as veces !ueron inducidos por el a$resor y ue de no ser elaborados obstaculi)an la posibilidad de reparación. En este proceso nos re!erimos a la ruptura del silencio la ue va m<s all< de la develación de la situación abusiva' ya ue alude a la posibilidad ue el niño pueda reconocer sus derec(os $ravemente vulnerados de manera con!iada y un espacio vincular de se$uridad. En t:rminos concretos los ob0etivos especí!icos de esta !ase apuntan a ue el niño se desculpabilice y lo$re entender el tipo de relación en la ue se vio involucrado' siendo víctima del poder abusivo de un adulto o de un niño mayor. >a anterior situación sucede cuando el niño comien)a a disminuir las 0usti!icaciones con relación a los (ec(os' así como tambi:n respecto de la !i$ura del a$resor' lo$rando autopercibirse como víctima mediante el reconocimiento del propio daño. En los casos de abusos sexuales crónicos' la introducción a din<micas de inducción y el mane0o emocional reali)ado por el a$resor Encuentro Programas de Maltrato y CTD Chillán. En $eneral' los niños tienden a percibir su mundo interno y externo' inestable' poco con!iable e inse$uro. -e esta manera' podr< ir tomando conocimiento respecto a los roles ocupados por cada uno de los persona0es participantes activos o pasivos de sus experiencias de victimi)ación.

4ambi:n podremos escuc(ar palabras ue re!ieran un me0or auto concepto de sí mismo' observando y potenciando las estrate$ias ue (a utili)ado al respecto e in!orm<ndolos de a uellos elementos de su entorno ue (an ayudado a este lo$ro. En relación a los niños en etapa escolar' el tipo de traba0o ue (emos venido reali)ando (a involucrado las si$uientes actividades= >ectura de cuentos para abordar no sólo la tem<tica del maltrato y/o abuso sexual' sino • • • • • • Sentirse merecedores de las burlas y miradas de los otros. Sentirse constantemente persona sucia. "reer ue todas las !i$uras adultas masculinas son personas malas por ue potencialmente pueden (acer daño. El tipo de 0ue$o puede ser libre' es decir' creado sólo por el niño o un 0ue$o co 7 construido' en el cual el terapeuta participa ayud<ndolo a resolver con!lictos' orient<ndolo a ver otras soluciones a los problemas y mostr<ndole pautas de interacción basadas en un vínculo sano entre sus pares y entre los adultos. El niño1a3 nos (ablar< por e0emplo de cambios en su vida' por lo ue deberemos entrar en conversaciones en relación con cu<les son los mecanismos ue :l / ella (a creado para trasladarse desde una posición de . >os psicólo$os pretendemos ue el niño se exprese y visualice a sí mismo utili)ando en el di<lo$o muc(as veces met<!oras y construcciones alternativas de la realidad. Noviembre de 2004 menos su!rimiento (acia una de mayor bienestar. En esta etapa se debe pro!undi)ar aJn m<s en las distorsiones co$nitivas ue (an ido creando los niños y ue dicen relación con las percepciones ue (an ido desarrollando respecto a su !uturo. Encuentro Programas de Maltrato y CTD Chillán.C previas del desarrollo' situación ue en un primer momento obstaculi)a aJn m<s las posibilidades de proyectarse positivamente. como una "reer ue se va a estar marcado para siempre. "on los preescolares se reali)a un traba0o m<s lJdico' permiti:ndole al niño simboli)ar a trav:s de los 0ue$os sus vivencias y con!lictos. "on los niños pe ueños tambi:n se traba0a la expresión de emociones b<sicas' como la ale$ría y la triste)a' esto a trav:s del uso de colores o caritas para representar cada una de las emociones. El di<lo$o terap:utico' una de las principales (erramientas de nuestro traba0o' se mantiene presente siempre en la terapia' este consiste en construir con el niño y adolescente un espacio para (ablar de la situación abusiva y de temas contextuales' basado en el respeto mutuo' una escuc(a atenta y en un ambiente prote$ido. /ercibirse como una persona mala por (aber dis!rutado de los cariños ue acompañaron el abuso. Kesulta importante respetar y no presionar al niño cuando al$o así sucede' acompañ<ndolo pro$resivamente en sus posibilidades de crecimiento. Técnicas Terapéuticas para el Tra(a)o reparatorio nfanto !u"enil "on respecto a las actividades reali)adas con cada uno de los niños en las sesiones de tratamiento psicoló$ico' :stas (an procurado adecuarse a la edad del niño y a sus intereses. Entre :stas se pueden nombrar= • "reencia ue la experiencia de victimi)ación sexual puede llevarlos a ser (omosexuales. "reer ue los abusos sexuales solo le pasan a los niños malos o por ue se lo merecen. En !unción de lo anterior' mediante conversaciones terap:uticas y aplicaciones $r<!icas' lJdicas y proyectivas' procuramos !omentar !enómenos contrarios' los ue en un primer momento se podr<n apreciar a trav:s de las verbali)aciones espont<neas de los niños' para lue$o visuali)arlas en un se$undo nivel de intervención en conductas concretas ue muestran adecuadas relaciones con los pares y vínculos se$uros de ape$o.

meses. En la actualidad' existe un $rupo de car<cter cerrado con la participación de D adolescentes' ue asisten una ve) a la semana y por un tiempo aproximado de . Este proceso (a sido preparado en con0unto con el niño1a3' explicitando ue' si bien la continuidad de sesiones no permanece' y se coordina la !ec(a de cierre' el respaldo desde el terapeuta y cual uier pro!esional re uerido de nuestro "entro por la !amilia o el niño' se mantiene en caso de ue así lo necesitaren. Noviembre de 2004 este taller es de tipo experiencial y "i"encial# apoy<ndose en t:cnicas acordes al $rupo et<reo y similares a las anteriormente mencionadas en el tratamiento individual. Existen casos en nuestra experiencia' ue esta etapa no es contempor<nea con los ob0etivos propuestos por el plan de intervención social acerca de los recursos protectores ue la !amilia o adulto responsable entre$ue a !uturo al niño. El proceso de Alta 0erap)utica de la 7ase Reparatoria El alta terap:utica dice relación con la evaluación del lo$ro de los ob0etivos psicoterap:uticos relacionados reparación del daño causado por el maltrato y/o abuso planteados para cada niño1a3. /ara nuestro "entro' el alta no se entiende como una GepicrisisH psicoló$ica' siendo vital para el niño convertirnos en parte de su red protectora !utura' pero ya no desde la Gsala de atenciónH. Adem<s el niño puede inventar sus propias (istorias a partir de dibu0os' escritura' 0ue$os' traba0o de esculturas' entre otras' siendo estas creaciones proyecciones de sí mismo' ue nos permiten conocerlo y evaluar su proceso de resi$ni!icación constantemente. /or lo tanto' el niño si bien es dado de alta por el terapeuta' el caso continJa siendo evaluado e intervenido desde las <reas ue re uieren potenciarse' por la traba0adora social ue con!orma dupla psicosocial con el terapeuta. Conclusiones . El niño1a3 al escuc(ar la narración del cuento puede lo$rar identi!icarse con los persona0es' ser capa) de reconocer las emociones y preocupaciones de :stos' y obtener un aprendi)a0e de la (istoria.tra actividad reali)ada consiste en modi!icar conductas mediante tareas ue deben ensayar nuevas pautas relacionales con sus padres o con sus pares' reali)<ndose un re!uer)o constante de las conductas enseñadas. +# 0rata-iento psicoló%ico %rupal3 . . En los adolescentes' dada su pensamiento (ipot:tico deductivo y capacidad de abstracción' se (a reali)ado un traba0o terap:utico m<s bien centrado en el di<lo$o y escritura terap:utica' adem<s de una psico 7 educación a trav:s de esceni!icaciones y e0empli!icaciones' ue contribuyan a re!lexionar sobre situaciones de su vida cotidiana y muc(as veces prevenir conductas de ries$o' por e0emplo dentro de la tem<tica del pololeo o las amistades. >a modalidad de traba0o utili)ada actualmente en Encuentro Programas de Maltrato y CTD Chillán.B otros temas como la mentira' el olvido' la a$resividad' relaciones con los pares' los miedos' etc. Esta enseñan)a ue obtiene es intencionada para ue sea aplicada a su propia vivencia.tra alternativa durante el proceso de reparación (a sido la modalidad paralela de psicoterapia $rupal orientada a adolescentes ue se encuentran en la etapa de !inali)ación de su proceso de psicoterapia individual' con el ob0etivo de !omentar las <reas socio emocionales' de auto ima$en e interpersonales dañadas por la experiencia abusiva en cada una de las inte$rantes del $rupo.

exual y otros Trau'as% Santia$o= "urso taller reali)ado en el #nstituto Milton Eric?son de Santia$o. %os (emos encontrado' por e0emplo' con situaciones en las ue la madre retoma el contacto a!ectivo con el a$resor' o el inculpado ue sale en libertad lue$o de (aber sido procesado9 niños ue se retractan debido a presiones de externos' develaciones de otras situaciones de maltrato al interior de la !amilia' crisis por el ale0amiento de la !amilia de ori$en' entre otras. "entro AyJn. >lanos' M. Es en estas situaciones donde' la coordinación con los di!erentes pro!esionales del "entro resulta indispensable para elaborar estrate$ias ue modi!i uen' en la medida de lo posible' ue dic(as problem<ticas revictimicen al niño1a3. Resolución del +(uso .3 *altrato nfantil y +(uso . "orporación "E%/. A pesar de lo anterior' no debemos de0ar de resaltar ue' existe una tendencia (acia la asistencia re$ular y motivación por parte de los niños ue se encuentran en tratamiento psicoterap:utico' lo ue (a !avorecido el avance en los procesos individuales. Santia$o= "entro de Atención #nte$ral al %iño y %iña de &uilicura76uec(uraba. Re6erencias "A#%# 1*++53 nfor'e de E"aluación +nual año 455674558. Técnicas terapéuticas para reparación en adolescentes "ícti'as en +(uso .1+ -urante esta etapa de intervención las di!icultades con las ue (emos tenido ue traba0ar' se relacionan con variables propias de la din<mica del proceso abusivo' y por lo tanto son esperables en !unción de las características del daño en el niño' y a los !actores de ries$o en las !amilias. /ara nuestro "entro' el proceso reparatorio con el niño resulta importante dentro de la Encuentro Programas de Maltrato y CTD Chillán.exual en C2ile3 2%#"EF y @#-= Santia$o de "(ile.S 11BBB3. 1Eds.exual3 +spectos funda'entales3 /sy?(e. y 4raverso' M. 8ol. Esto nos (ace creer ue in!luir< en un pronóstico positivo de la recuperación de los niños e implicar< un desa!ío para los terapeutas de plani!icar con tiempo y creatividad las distintas estrate$ias para el lo$ro de los ob0etivos de resi$ni!icación y sostener el vínculo terap:utico. . Adem<s nos re!erimos a un proceso lento' donde puede aparecer nueva sintomatolo$ía o crisis emocionales producto del propio proceso de elaboración del trauma' lo ue puede provocar tanto en el niño como en la !amilia retrocesos en lo$ros ya alcan)ados. 1*++13 Terapia de Reparación en "ícti'as de +(uso . Adem<s considerando el traba0o con !amilias multiproblem<ticas pueden sur$ir eventos vitales ue actJan como estresores adicionales para el niño y su !amilia' y ue necesariamente deben abordarse en la terapia para lo$rar avances en :sta. Finalmente' tanto el <rea psicoterap:utica in!anto 0uvenil de nuestro "entro como todos los lineamientos reali)ados por los pro!esionales del <rea social y 0urídica de "A#%# se convierten en parte de un espacio reparatorio en sí mismo para el niño' ya ue buscan preservar la protección y restituir los derec(os individuales ue (an sido vulnerados. N Sinclair' ". "onse0o de -e!ensa del %iño. >a ra)ón del diseño de los /lanes de 4ratamiento' se orienta a !in de abordar estos recursos.exual3 En >arraín' S. Noviembre de 2004 terapia del Maltrato Físico y/o Abuso Sexual como un desplie$ue de acciones destinadas a incrementar recursos principalmente en el <rea individual y con el adulto responsable. -olan 11BBE3. -entro del <mbito individual' los es!uer)os reali)ados por los pro!esionales terapeutas' est<n principalmente diri$idos a la superación de las secuelas psicoló$icas ue estas $raves vulneraciones (an de0ado en el niño9 constituy:ndonos en a$entes protectores y !acilitadores de un proceso de empoderamiento personal ue le permita al niño1a3 continuar adecuadamente su desarrollo !uturo. 1+' %O*' L.7D+.