Salmorejo cordobés. Receta paso a paso. - Recetasderechupete.

com

http://www.recetasderechupete.com/salmorejo-cordobes-receta-paso-a...

Salmorejo cordobés. Receta paso a paso.
TIEMPO DE PREPARACIÓN: 15 MINUTOS 1 EURO/PERSONA PREPARACIÓN FÁCIL 6 PERSONAS

INGREDIENTES
150 ml de Aceite de Oliva virgen extra
1 Kg. de tomates rojos bien maduros.
200 grs. de pan de Telera Cordobesa o si no
encontráis pan de trigo blanco (mejor que tenga
un día o dos)
1 diente de Ajo de Montalbán o similar (la
cantidad de ajo al gusto, mucha gente le añade
sólo medio)
10 grs. de Sal

Hola compañeiros de la cocina, hoy os presento uno de mis platos preferidos para refrescarnos en verano: el
salmorejo. Y os puedo asegurar que es una receta reciente en mi cocina pues en Galicia no somos muy dados a
cremas frías tipo gazpacho o salmorejo. Enorme error y soberana tontería, lo que me estaba perdiendo. Es verdad
que no es un plato que entre a la primera, pero una vez adaptado el paladar…ummm, sólo imaginármelo con un
poco de jamón picadito y crujiente del micro y empiezo a salivar.
El salmorejo tiene la consistencia final de un puré o de una salsa espesa y se suele acompañar con otros ingredientes
al gusto, aunque yo me quedo con un poco de huevo duro y un buen jamón ibérico. Lo más importante es utilizar un
excelente aceite de oliva virgen extra y que los tomates lo acompañen. Es una receta contundente, económica y
muy nutritiva, que puede servir como primer plato o como único dependiendo del acompañamiento. He probado
salmorejos de todo tipo pero me quedo con la receta que os presento hoy ya que me parece la más tradicional: un
salmorejo cordobés sin vinagre (al parecer así es como debe ser).

PREPARACIÓN DEL SALMOREJO:
El salmorejo es una crema servida habitualmente como primer plato, su elaboración es muy sencilla e incluye un
majado o triturado de miga de pan, si es telera (pan de masa dura típico en Andalucía) mejor, ajo, aceite de oliva
virgen extra, sal y tomates.
Limpiamos bien los tomates y los cortamos en cuartos, los añadimos a un bol grande y trituramos con la
batidora hasta que nos quede una salsa líquida. Pasamos esta salsa por un colador para retirar posibles trozos
de piel y pequeñas pepitas que hayan quedado al batirlos.
Cortamos el pan en trozos pequeños y los añadimos a la crema de tomate anterior, los dejamos reposar
durante unos 10 minutos. Así ayudamos a que el pan se ablande si está muy duro y será mucho más fácil de
batir.
Pelamos el ajo y, como lo vamos a usar en crudo, le quitamos el centro para que no repita. Lo añadimos al
tomate con el pan.
Echamos el aceite de oliva virgen extra y la sal. Lo pasamos todo por la batidora hasta que nos quede lo más
fino posible. Probamos si esta bien de sal y si no rectificamos con un poco más.
1 de 1

15/02/2014 15:32