You are on page 1of 3

El precio de una hamburguesa para medir el nivel de vida

El permanente debate de las diferencias salariales a nivel internacional, según el cual el salario mínimo en Colombia es uno de los más bajos de la región, ha vuelto a cobrar relevancia en las últimas semanas. Convertir los salarios a una moneda común, como el dólar, no corrige el sesgo producto de las diferencias entre los costos de vida de cada territorio. Esto no es un reto nuevo para los economistas. En el siglo XVI la Universidad de Salamanca, España, desarrolló un ajuste económico que permite comparar el poder de compra de las diferentes monedas de acuerdo a una canasta de bienes y servicios igual para todos los países, conocida como el Ajuste por Paridad de Poder Adquisitivo. Una de las principales dificultades es conseguir esa canasta homogénea, pues en cada país se consumen productos diferentes, lo cual dificulta la medición. Pero en 1968 una periodista de la Revista The Economist, Pam Woodall, se dio cuenta que había un bien igual en muchos países que no se veía afectado por sobrecostos arancelarios o de transporte: la hamburguesa Big Mac de la cadena McDonald’s. Tomando como referencia la popular hamburguesa construyó el Índice Big Mac, que permite comparar el poder adquisitivo de los distintos países donde se vende. El índice se calcula dividiendo los precios de la misma hamburguesa de un país frente al precio en Estados Unidos, para luego compararlo con la tasa de cambio entre esas dos divisas y así ver si la moneda está sobrevaluada o devaluada. Adicionalmente la medida permite comparar el costo de vida en distintos países midiendo la capacidad adquisitiva de sus salarios, ello mediante el número de horas que un trabajador, que gana el salario mínimo, necesita trabajar en cada país para comprar la hamburguesa. Para enero de este año la Big Mac en Suiza costaba US$6,81, siendo la más cara a nivel mundial, pero un trabajador promedio ganaba ese dinero en tan solo 15 minutos. Esto pone a Suiza en el lugar donde una Big Mac es más asequible. En contraste, la hamburguesa más barata se consigue en Ucrania, con un precio de US$2,11, pero donde puede llevarle al ucraniano promedio casi una hora de trabajo conseguir el dinero para comprarla. En Latinoamérica. En Colombia, la Big Mac vale US$4,54. Con ello, si un colombiano que gana el salario mínimo desea comprarla, deberá trabajar casi tres horas para hacerlo. A nivel regional Brasil tiene la cuarta hamburguesa más costosa del mundo (US$5,68) y Argentina la séptima (US$4,64). Solo cuatro países latinoamericanos tiene la Big Mac a menor precio que en Estados Unidos, Chile (US$4,05), Costa Rica (US$4,02), Perú (US$3,71) y México (US$2,70).

impacta la competitividad del país a nivel internacional. Tomar los precios de una canasta fija resulta necesario para comparar si el salario que ganan los trabajadores en distintos países les permiten vivir mejor o peor en términos relativos. Contar con una moneda sobrevaluada.A partir del Índice Big Mac. y no de un solo bien como el Índice Big Mac. El peso colombiano de acuerdo a estas cifras presenta una sobrevaluación inferior al 10%. Debido al éxito de este índice nuevos estudios han hecho comparaciones más amplias. Holanda o España. La divisa más devaluada es la rupia india. el peso colombiano presenta una sobrevaluación de alrededor del 10%. como el International Comparison Program del Banco Mundial. China. la divisa más sobrevaluada del mundo es el franco suizo y la corona noruega. que incluye un grupo más extenso de productos o el del profesor Roberto Rigobon. quien ha construido su índice de precios usando la información que los grandes almacenes publican por internet. como en el caso colombiano. con una sobrevaloración del 62%. de acuerdo con el índice. seguida por la grivna ucraniana con el 50%. Para conocer esto lo único que tenemos que hacer es ir al McDonald’s más cercano y ver si con nuestro salario nos es más fácil o más difícil disfrutar de una Big Mac que en Estados Unidos. . de MIT. publicado en enero de este año. con un índice superior al 60%.