You are on page 1of 99

Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH.

Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico

Centro de Altos Estudios Nacionales
LXI Maestría en Desarrollo y Defensa Nacional
Geopolítica y Estrategia
Trabajo en Pequeños Grupos
(Directiva N° 02 CAEN/Estrategia Geopo!"tica#
An$!isis Estrat%gico & Geopo!"tico
'Estu(io Geopo!"tico (e !a )rontera con C*i!e+
,ituaci-n actua!. (e/an(a ante !a C0123 Estrategias a seguir en !os ca/pos (e !a
De4ensa Naciona! para (ar!e un va!or geoestrat%gico3
Grupo N° 5
1u!io 2066
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
6
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
0ntegrantes (e! Grupo N° 05
63 Crn!3 PNP3 AG708A9 A:A9; EDGA93
23 Crn!3 PNP3 A8AC;N PE9E< 1;9GE3
53 Cap3 EP3 (r# A9C0N0EGA ;9T0< 870,
=3 Crn!3 )AP3 NA8>A9TE ,0:;N0 9;NA8D
?3 Crn!3 PNP3 NA>A99; >088EGA, 9;;N@
A3 Crn!3 PNP3 ,;80, <E>A88;, ED7A9D;3
B3 Crn!3 EP3 >EG07 CANT; 1;,E
C3 Crn!3 PNP3 <A9ATE 179AD; 17AN
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
2
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
,u/ario
0ntro(ucci-nDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDD 0=
Cap"tu!o 6
Estu(io Geopo!"tico (e !a )rontera PerE F C*i!e
636 :arco Conceptua!DDDDDDDDDDDDDDD33 0G
632 9eseña 2ist-rica (e !as re!aciones PerE & C*i!e3DD 25
635 De!i/itaci-n actua! (e !as 4ronteras (e! PerEDDD 50
63= Te/as pen(ientesDDDDDDDDD333DDDDDD =A
Cap"tu!o 2
Di4eren(o 8i/"tro4e :ar"ti/o PerE F C*i!e
236 Posici-n (e PerEDDDDD33DDDDDDDDDDD =C
232 Posici-n (e C*i!eDDDDDDDDDDDDDDDD A0
235 De/an(a ante !a C012DDDDDDDDDDDDDD B0
23= 8"/ites /ar"ti/os con Ecua(orDDDDDDDDD B?
Cap"tu!o 5
,ituaci-n (e !as re!aciones PerE F C*i!eDDDDDDD33333333333333333 BB
Cap"tu!o =
Estrategias (e va!or Geoestrat%gicoDDDDDDDDDDDDD CG
=36 Ca/po Po!"ticoDDDDDDDDDDDDDDDDD CG
=32 Ca/po Econ-/icoDDDDDDDDDDDDDDD G6
=35 Ca/po ,icosocia!DDDDDDDDDDDDDDD33 G2
=3= Ca/po :i!itarDDDDDDDDDDDDDDDDD33 G5
=3? Ca/po A/bienta!DDDDDDDDDDDDDDD33 G=
Cap"tu!o ?
Conc!usionesDDDDDDDDD3DDDDDDDDDDDDDD G?
9e4erencias Hib!iogr$4icasDDDDDDDDDD333333333333333333333333333 GB
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
5
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
0ntro(ucci-n
El presente estudio geopolítico de
la frontera Perú – Chile, formulado
por el Grupo N° 3 de la LXÌ
Maestría en Desarrollo y Defensa
Nacional del CAEN, es una
aproximación a la situación actual
desde la perspectiva de las
repercusiones y efectos que
podrían derivarse del diferendo
limítrofe marítimo entre ambos
países y sus relaciones,
analizadas desde los diferentes
campos de la Defensa Nacional.
La Política Nacional, como
proceso fundamental para el logro
del Bienestar General en el marco de Seguridad Ìntegral, debe encarar y resolver
una inconmensurable variedad de problemas de diferente naturaleza, significación
y magnitud, entre ellos los problemas limítrofes con los países vecinos; para ello,
precisa realizar acciones igualmente variadas y múltiples encaminadas hacia esas
finalidades esenciales que, en el caso del Bienestar General se traducen en
acciones propias del Desarrollo y en el caso de la Seguridad en acciones ligadas
a la Defensa Nacional. El estudio de la frontera Perú – Chile debe ser abordado
en cada uno de estos campos.
Las medidas y previsiones que el Estado adopta para garantizar su propia
existencia y al mismo tiempo proteger el Desarrollo del país constituyen el
quehacer de la Defensa Nacional. Las acciones que forman parte de ese
quehacer se llevan a cabo no sólo en el propio territorio (con respecto al orden
social, político, económico y científico tecnológico establecido) sino también fuera
de él, en lo que concierne a su relación con los demás países que coexisten en el
concierto internacional. Además enfrenta las dificultades que surgen como
producto de los desastres, catástrofes y otros fenómenos de la naturaleza, que en
algunos casos debe ser afrontado de manera conjunta con países limítrofes para
lo cual sus respectivas Fuerzas Armadas realizan ejercicios conjuntos, como es el
caso Perú – Chile y el ejercicio "Concordia¨.
El concepto de Defensa Nacional nace de las finalidades que orientan la Política
Nacional y está ligado a la existencia misma del Estado y a su supervivencia
como entidad social, política, económica y jurídica.
Afronta un conjunto de problemas complejos y permanentes en cuya solución
intervienen los altos órganos de conducción política del Estado, los dirigentes de
las actividades económicas, sociales, culturales, públicas y privadas.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
=
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
No se identifica únicamente con problemas militares pudiendo presentarse en
todos los campos de la actividad humana, ejemplo: la subversión; la extrema
pobreza, el tráfico ilícito de drogas, narcotráfico, contaminación ambiental,
migración, o disparidad tecnológica que afectan la seguridad nacional.
Participar en la Defensa Nacional es un deber común del ciudadano del Perú, sin
distinción de raza, cultura, idioma, religión, partido político, edad ni sexo; es de
carácter permanente y requiere el empleo de todo el Poder y Potencial Nacional,
debiendo participar en forma obligatoria los organismos públicos y privados así
como toda la población, individual y colectivamente. Deber que se proyecta con las
mismas características a las Zonas Fronterizas y en nuestro caso especialmente a
la frontera Perú – Chile.
El Libro de la Defensa Nacional de
Chile establece en varios capítulos
factores de índole geopolítico y
geoestratégico, pero no se
encuentran consagrados en un título
en particular. Se pueden mencionar
los capítulos referidos al territorio y
población, en los cuales se
determinan las características
geográficas del Estado, luego un
título referido a las particularidades
geoestratégicas y finalmente un título
referido a la Seguridad y las Políticas
Nacionales en pos de ciertos
intereses geopolíticos.
El capítulo ÌÌ establece el territorio y la
población de Chile, y se dan a
conocer los aspectos geográficos
fundamentales que moldean al
Estado.
Comienza este capítulo con un
concepto claro como es “La
protección del territorio y su población es, en último término, el objetivo de la
Defensa”
Posteriormente se establece que las fronteras son producto de tratados vigentes,
libre y legítimamente pactados y por sentencias arbitrales. Con Perú 180 Km., con
Bolivia 850 Km., y con Argentina 5.600 Km.
Luego se hace una descripción del territorio nacional partiendo por su forma
angosta y alargada, que proporcionalmente es el país con mayores espacios
marítimos y aéreos donde ejercer soberanía. Esta soberanía, en sentido genérico
se distribuye en un trapecio cuyas líneas tocan con el Perú, Bolivia y Argentina, la
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
?
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Ìsla de Pascua, y el Polo Sur. Todo ese espacio terrestre con sus respectivos
espacios marítimos y aéreos, descontado el alta mar, es el territorio nacional.
Parte continental: superficie de 756.626 Km2, caracterizado por accidentes
geográficos con marcadas fronteras naturales. Norte, extensas zonas áridas y
desérticas. En el sur se encuentra el paso Drake. En el este, la Cordillera de los
Andes, la que se hunde hacia el sur. Al Oeste, el Océano Pacífico. El estrecho de
Magallanes cruza el territorio entre el Atlántico y el Pacífico.
Ìslas oceánicas: islas en el Océano Pacífico, las más cercanas las del Archipiélago
Robinson Crusoe, islas San Félix y San Ambrosio, islas Sala y Gómez e Ìsla de
Pascua. Se hace mención que estas islas extienden el lecho marítimo superando
en poco más de seis veces la extensión territorial continental.
Territorio Antártico chileno: al sur del Paso Drake, formado por un triángulo entre
los meridianos 53º y 90º oeste que se proyecta hasta el Polo Sur.
Posteriormente se hace un
detallado análisis de la
geografía de Chile, ya que el
territorio tiene una estrecha
relación con la defensa
nacional, ya que sus
accidentes condicionan las
soluciones de la defensa,
otorgándole características
geoestratégicas únicas y
difíciles de resolver.
Posteriormente, en el capítulo
ÌV denominado "El Desafío
Geoestratégico¨, se enumeran
algunos factores que
condicionan la defensa como
son:
En lo Terrestre: la forma de
faja larga y angosta, ya que obliga a elegir donde concentrar los esfuerzos
defensivos por la imposibilidad de distribuir fuerzas a lo largo del territorio extenso,
además por la dificultad de maniobra estratégica y por la falta de profundidad
estratégica que hace difícil cualquier acción defensiva en el sentido este-oeste.
Otro punto mencionado es la dificultad de acceso a zonas extremas, las
diferencias del terreno y clima, desigual distribución de la población, dificultad en
las comunicaciones terrestres. Por esto, la Defensa Nacional ha optado por
mantener medio de presencia en las áreas más extremas.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
A
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
En lo Marítimo: lo angosto del territorio nacional y la poca flexibilidad de las vías
de comunicaciones terrestres y aéreas obliga a utilizar medio marítimos de
transporte. 8a i/portancia (e !os pasos bioce$nicos con(iciona e! (esp!iegue
(e !as 4uerIas nava!es. La amplia extensión de los espacios marítimos, el
mantenimiento de las rutas marítimas de cabotaje como de ultramar para evitar
problemas de subsistencia del país. Por esto, la De4ensa Naciona! tiene e!
i/perativo (e ejercer su in4!uencia (es(e !a paI en e! territorio /ar"ti/o.
En lo Aeroespacial: la extensión y forma del territorio exigen gran apoyo logístico y
la necesidad de contar con infraestructura terrestre compatible. La inmensidad del
espacio aéreo aconseja el uso de satélites, pero en la actualidad se tiene un alto
grado de dependencia en ese aspecto. La morfología impide el accionar de
elementos de detección situados en tierra.
Lo angosto del territorio impide los mecanismos de alerta temprana, además de la
facilidad de cruzar el territorio por medios aéreos, y las pequeñas distancias entre
las bases aéreas y la frontera. Las condiciones climáticas extremas restringen el
empleo en algunas zonas del país.
Conclusiones del Análisis Geoestratégico del
Territorio Nacional de Chile: se establece
claramente que por la realidad de extensión y
magnitud de las fronteras de Chile, no obstante
tener un gran potencial de integración y
desarrollo, aumentan las posibilidades de
conflicto por el alto grado de relación existentes.
También se menciona el imperativo de mantener
unidades permanentes en los extremos y el uso
de medios marítimos para el transporte y el
apoyo logístico. Se propone la construcción de
otro eje vial norte-sur. Por último, se reflexiona
sobre la necesidad de tener unidades
especializadas, con soluciones específicas para
cada teatro de operaciones.
Finalmente, en el título referido al "Sector
Defensa y Políticas Nacionales¨, se establecen
algunas proyecciones geopolíticas del Estado,
estableciendo áreas de interés en las cuales la
Defensa tiene imperativos orientados por la
gestión administrativa del gobierno. Se subdividen en:
Po!"tica (e Desarro!!o (e <onas )ronteriIas: están determinadas por la
relevancia ya que en ellas convergen aspectos históricos, económicos, culturales,
etc. Las medidas que se adopten pueden ser unilaterales, bilaterales o
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
B
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
multilaterales. Chile ha adoptado medidas unilaterales en pos de desarrollar
ciertas áreas que el Estado determina. Un ejemplo que se menciona es la
iniciativa de rutas marítimo-turísticas australes abriendo nuevas vías en el área del
canal Beagle-Cabo de Hornos. Ìniciativa Bilateral del tratado minero entre Chile y
Argentina, en el cual se abre la frontera para las inversiones en proyectos mineros
originadas en el país vecino.
Política de Desarrollo de Zonas Aisladas: búsqueda de complementación de zonas
con bajos porcentajes poblacionales y con potenciales riquezas naturales. Se
mencionan los caminos realizados por el Ejército, los trabajos actuales en el eje
costero, la Carretera Longitudinal Austral, el desarrollo de Puerto Williams por
parte de la Armada y la unión del territorio continental, antártico e insular por
medio de la Fuerza Aérea.
Políticas Relacionadas con los Ìntereses Marítimos: procurar la utilización más
eficiente de los recursos naturales del Territorio Oceánico Nacional, desarrollar las
ciencias y tecnologías marinas, perfeccionar el marco jurídico relacionado,
proteger y preservar el medio ambiente marino, (ar e4ectiva seguri(a( a!
Territorio ;ce$nico Naciona!. incentivar y desarrollar la industria naval. Rol
fundamental de la Ìsla de Pascua como plataforma en el Pacífico
Política Antártica: mantener el actuar conforme a todos los instrumentos jurídicos,
históricos y geográficos que establecen los derechos antárticos del Estado de
Chile. Mantener una presencia real y efectiva en el Territorio Antártico Chileno.
Política Espacial: se establecen como objetivos de Chile el definir las acciones que
tienen relación con el uso, conocimiento y progreso de la ciencia y la tecnología
espaciales, incentivar la formación de los recursos humanos, aumentar nuestra
participación para asumir un papel de mayor relevancia en este ámbito, promover,
fomentar, y difundir el conocimiento y los beneficios de la ciencia y tecnología
espacial.
Habiendo tomado como fuente de referencia el Libro Blanco de la Defensa
Nacional de Chile, podemos apreciar su concepción geoestratégica y la
importancia otorgada a sus zonas de frontera con preponderancia a la protección
del dominio marítimo, aspecto fundamental contemplado en la Defensa Nacional
de Chile.
Cap"tu!o 6
Estu(io Geopo!"tico (e !a )rontera PerE & C*i!e
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
C
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
636 :arco Conceptua!
63636 Constituci-n Po!"tica (e! PerE 6GG5
Capítulo Ì Del Estado, la Nación y del Territorio
Artículo 44° Deberes Esenciales del Estado
Son deberes primordiales del Estado: defender la Soberanía Nacional;
garantizar la plena vigencia de los derechos humanos; proteger a la
población de las amenazas contra su seguridad; y promover el bienestar
general que se fundamenta en la justicia y en el desarrollo integral y
equilibrado de la Nación.
Asimismo, es deber del Estado establecer y ejecutar la política de frontera y
promover la integración, particularmente latinoamericana, así como el
desarrollo y la cohesión de las zonas de fronteras, en concordancia con la
política exterior.
63632 Decreto ,upre/o N° 0?BF2006FPC:
Mediante este Decreto se crea el Consejo Nacional de Desarrollo de
Fronteras, encargado de proponer la po!"tica (e Esta(o en /ateria (e
(esarro!!o 4ronteriIo y de promover, coordinar y evaluar su cumplimiento.
63635 Decreto ,upre/o N° 02BF200BFPC:
Define y establece las Políticas Nacionales de obligatorio cumplimiento para
las entidades del Gobierno Nacional. Las Políticas Públicas son doce (12),
de las cuales la Política que guarda relación con el tema tratado es la
siguiente:
12. En materia de Política de Seguridad y Defensa Nacional
12.3. Ìmpulsar el establecimiento y consolidación de fronteras vivas,
como auténticos polos de desarrollo.¨
6363= P!an (e Gobierno 200A F 2006
D3 )ronteras >ivas
5CG3 Considerar las Fronteras Vivas en las Zonas Limítrofes como
un instrumento eficaz para el desarrollo social, económico y político,
necesario para generar la estabilidad y el bienestar creciente de sus
pobladores y, con ello convertirse en una garantía de la soberanía
del país que logre además una real y fecunda integración con el país
vecino.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
G
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
5G03 Reconocer que las Fronteras Vivas están ligadas al tema de
seguridad nacional y por tanto son de responsabilidad multisectorial y
no sólo de competencia de las FF.AA. y/o de la PNP.
5G63 Revisar y reformular, dentro de un plazo adecuado, la
propuesta de Estrategia de Desarrollo Fronterizo 2001-20021;
particularmente en lo que respecta al real contexto nacional e
internacional y algunos aparentes espacios fronterizos no
considerados.
5G23 Dentro de la íntima e inseparable relación de Desarrollo y
Seguridad se debe, además de fortalecer el desarrollo de las cinco
zonas fronterizas exteriores o internacionales, considerar como tales
a la frontera del litoral marítimo y a las fronteras interiores o
nacionales, jalonadas por los ejes viales transversales Pacífico –
Atlántico y longitudinales, y por derivación a los ductos nacionales
que transportan hidrocarburos; haciendo participar activa y
directamente en los diferentes programas y planes previstos para el
desarrollo fronterizo a las FF.AA., junto con los otros sectores
involucrados.
5G53 Considerar fundamental para la seguridad nacional disminuir
drásticamente los diferentes peligros latentes para el desarrollo
fronterizo, entre ellos: la subversión y el terrorismo, la inseguridad
ciudadana, el contrabando y la piratería, la exportación ilegal de
riquezas naturales y obras de arte, la ilegal pesca de arrastre dentro
de nuestro mar jurisdiccional y el narcotráfico.¨
6363? Decisiones (e !a Co/uni(a( An(ina (e Naciones (CAN#
El 26 de mayo de 1969, cinco países sudamericanos (Bolivia, Colombia,
Chile, Ecuador y Perú) firmaron el Acuerdo de Cartagena, con el propósito
de mejorar, juntos, el nivel de vida de sus habitantes mediante la
integración y la cooperación económica y social.
De esa manera, se puso en marcha el proceso andino de integración
conocido, en ese entonces como Pacto Andino, Grupo Andino o Acuerdo de
Cartagena. El 13 de febrero de 1973, Venezuela se adhirió al Acuerdo. El
30 de octubre de 1976, Chile se retiró de él.
En 1997, los presidentes decidieron, a través del Protocolo de Trujillo,
introducir reformas en el Acuerdo de Cartagena para adaptarla a los
cambios en el escenario internacional. Esta reforma permitió que la
conducción del proceso pase a manos de los Presidentes y que tanto el
Consejo Presidencial Andino como el Consejo Andino de Ministros de
Relaciones Exteriores formen parte de la estructura institucional. Se creó la
Comunidad Andina en reemplazo del Pacto Andino.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
60
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
La Cuarta Reunión del Consejo Andino de Ministros de Relaciones
Exteriores, realizada en mayo de 1999, introdujo un cambio sustancial en
esta perspectiva nacional o binacional de aproximación al tema del
desarrollo y la integración de las fronteras andinas, se adoptó la Decisión
459; asimismo, el Grupo de Trabajo de Alto Nivel para la Ìntegración y
Desarrollo Fronterizo. En sus cinco reuniones realizadas hasta noviembre
de 2001, realizó un intenso trabajo de análisis, consideración de propuestas
y evaluación de lo actuado, resumiéndose en la formulación de dos
proyectos (e Decisiones An(inas ?06 ?02, finalmente adoptadas por el
Consejo Andino de Ministros de Relaciones Exteriores en su Octava
Reunión de junio de 2001.
En el Plan de Trabajo 2007 de la Secretaría General de la CAN contempla
como áreas de acción la Agenda Social, Agenda Ambiental, Cooperación
Política, Relaciones Externas y Desarrollo Productivo y Comercial.
En abril de 2006, Venezuela decidió retirarse de la CAN y el 20 de
setiembre de este mismo año, el Consejo Andino de Ministros de
Relaciones Exteriores otorgó a Chile la condición de País Miembro
Asociado de la Comunidad Andina, abriendo el camino para su reingreso.
Decisi-n =?G JPo!"tica Co/unitaria para !a 0ntegraci-n e! Desarro!!o
)ronteriIoJ. la que contiene los principios, lineamientos generales,
objetivos, e institucionalidad y mecanismos de la política co/unitaria de
desarrollo e integración fronteriza, es decir, estableciendo un marco de
política común –Andina- sobre el tema,
Decisi-n ?06 J<onas (e 0ntegraci-n )ronteriIa (<0)# en !a Co/uni(a(
An(inaJ
El Articulo 1º de la Decisión 501 refiere, "A los efectos de esta Decisión, se
entiende por "Zona de Ìntegración Fronteriza" (ZÌF) los ámbitos territoriales
fronterizos adyacentes de Países Miembros de la Comunidad Andina para
los que se adoptarán políticas y ejecutarán planes, programas y proyectos
para impulsar el desarrollo sostenible y la integración fronteriza de manera
conjunta, compartida, coordinada y orientada a obtener beneficios mutuos,
en correspondencia con las características de cada uno de ellos.¨
Las ZÌF se establecen con la finalidad de general condiciones óptimas para
la integración y desarrollo fronterizo sostenible entre los países miembros
de la CAN.
Sus objetivos son contribuir a diversificar, fortalecer y estabilizar los
vínculos económicos, sociales, culturales, institucionales y políticos entre
los países andinos; favorecer a las colectividades locales, potenciando sus
capacidades productivas, comerciales y culturales; contribuir a profundizar
los procesos nacionales de descentralización económica y administrativa,
entre otras.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
66
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Esta Decisión abarca muchos aspectos que regulan el funcionamiento de
las Zonas de Ìntegración Fronteriza habiéndose establecido las siguientes:
 Zona de Ìntegración Fronteriza Colombo-Ecuatoriana.
 Zona de Ìntegración Fronteriza Colombo-Peruana.
 Zona de Ìntegración Fronteriza Ecuatoriano Peruana.
 Zona de Ìntegración Fronteriza Boliviano-Peruana.
Decisi-n ?02 <onas Hinaciona!es (e Atenci-n (e )rontera (CEHA)#
En su primer artículo refiere; "Artículo 1.- Para los fines de la presente
Decisión se entiende por Centro Binacional de Atención en Frontera
(CEBAF): El conjunto de instalaciones que se localizan en una porción del
territorio de un País Miembro o de dos Países Miembros colindantes,
aledaño a un paso de frontera, que incluye las rutas de acceso, los recintos,
equipos y mobiliario necesarios para la prestación del servicio de control
integrado del flujo de personas, equipajes, mercancías y vehículos, y en
donde se brindan servicios complementarios de facilitación y de atención al
usuario.¨
Las CEBAF podrán estar ubicados íntegramente en el territorio de un país,
aledaño a un paso de frontera; o a un lado y otro aledaños al paso de
frontera, es decir, unas instalaciones sobre el territorio de un país, y otras
sobre el del país limítrofe.
El objetivo de esta norma comunitaria es promover el establecimiento de los
CEBAF en los País Miembros de la CAN, así como aprobar un marco de
normas generales sobre su desarrollo y funcionamiento, para la aplicación
del control integrado en los mismos.
6363A )ronteras
,antiago 8e-n 8oaIa. 6GGG, define ". que la frontera es el límite entre
dos Estados que están frente a frente, es la marca que indica la extensión
de dos soberanías, es la línea hasta donde puede llegar la acción directa de
cada Estado, los linderos de la parcela o lo que considera su propiedad,
cada pueblo. Bajo esta concepción la frontera está íntimamente ligada a
factores relacionados con la Geografía, Antropología, Historia, Geología y
otras ciencias correspondientes al hombre y al suelo.¨
8a ,ecretar"a (e De4ensa Naciona!, en el Manual Básico para el Sistema
Educativo Peruano, Primera Edición, Lima, 1997, Cuando se refiere a
Fronteras, señala que, la parte mas importante del territorio de un Estado es
la tierra comprendida dentro de sus fronteras, a la cual se le denomina
"espacio terrestre¨. Este espacio incluye el lecho del mar y el subsuelo del
mar territorial
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
62
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Podemos decir que el término frontera se refiere al límite hasta donde se
extiende un país y ejerce su soberanía.
8a convenci-n (e >iena, señala que la política de de fronteras comienza
por los tratados internacionales que las definen, después por la cartografía
que la refleja en los mapas, seguida por la demarcación que les da
expresión física en el terreno y por el depósito en el instrumento jurídico
ante un país(garante) u organismo internacional.
)rei(ric* 9atIe!. la frontera es el órgano periférico del estado y como tal la
prueba del crecimiento estatal; es la fuerza y los cambios del mismo.
Ca/i!!e >a!!uaauK. en las zonas de frontera se encuentran muchas veces
la máxima expresión de las fuerzas económicas, políticas, morales y
militares de los pueblos limítrofes, por ello no solo sirven como medio de
separación, sino que también son un medio de interpretación de las culturas
intereses y objetivos diferentes.
8as 4rontera3
6363B 8inea!i(a( )ronteriIa
Para el Ministerio de Relaciones Exteriores 2005, "la noción lineal de
frontera o J!inea!i(a(J se ajusta más a una visión realista tradicional de las
relaciones internacionales. De acuerdo a esta postura, la frontera es ante
todo una línea de soberanía que no va más allá de los límites territoriales, la
cual el Estado debe defender y cuidar, al constituir los límites dentro de los
cuales ejerce su jurisdicción. En tal sentido, tiene una intrínseca
connotación jurídica, que encuentra su origen en la celebración y posterior
ejecución de tratados internacionales de límites. Así entendida la frontera,
los acuerdos de integración entre Estados podrían suponer una amenaza al
poder soberano del Estado que es ejercido dentro de sus límites territoriales
y, en consecuencia, atentarían contra el interés nacional.
6363C <ona!i(a( )ronteriIa
Para el Ministerio de Relaciones Exteriores, Lima, 2005, la noción de
frontera como JIona!i(a(" se deriva de una concepción idealista de las
relaciones internacionales y define a la frontera no como una línea divisoria,
sino como una manifestación de fuerzas organizadas que actúan de un lado
a otro de los límites de los territorios situados en los confines de los
Estados. La frontera esta entendida como una porción de territorio afectada
por procesos sui generis basados en la dinámica de una interacción o
interdependencia de poblaciones que habitan y actúan en espacios
territoriales colindantes y pertenecientes a la jurisdicción de dos o más
Estados.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
65
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Por tanto, la esencia del concepto de zonalidad de las fronteras no es
principalmente jurídica, sino, por el contrario, social y económica.
6363G Lrea (e )rontera
Es una franja de territorio generalmente pequeña (unos cuantos kilómetros
cuadrados) que funcionalmente está íntimamente asociada a la noción de
linealidad. En ella la manifestación tangible del fenómeno fronterizo ocurre a
una escala local y se patentiza con el funcionamiento de los pasos de
frontera –algunos de ellos habilitados por acuerdo de los Estados y otros
informales- y la existencia de infraestructura y servicios vinculados a su
utilización, instalados en los (servicios públicos de control y registro de los
tráficos bidireccionales instalados en Centros Nacionales, o Binacionales,
de Atención en Frontera –CENAF o CEBAF- o bien en puestos de control
fronterizo; servicios complementarios como cambio de moneda,
telecomunicaciones; guarniciones militares o puestos de vigilancia;
población local que se moviliza intensamente para aprovisionarse de bienes
o servicios en la localidad vecina del otro país en el marco de "estrategias
de sobrevivencia" vinculadas al comercio de pacotilla y al contrabando).
Para fines prácticos, en aquellos sectores de frontera activa quizás
convendría equiparar las "áreas de frontera" con las 7ni(a(es
Territoria!es Esta("sticas (7TE#. en este caso de categoría UTE 4, tal
como se encuentran éstas definidas en el "Anteproyecto de Decisión sobre
Nomenclatura de las Unidades Territoriales Estadísticas Andinas – NUTE"
cuya jurisdicción toca un segmento del límite internacional y en donde, de
lado a lado, funciona un paso de frontera, sea este formal o informal.
La correspondencia o equivalencia de UTE entre los Países Andinos, según
el citado anteproyecto de Decisión, es la que se muestra en la siguiente
Tabla:
7ni(a(es Territoria!es Esta("sticas
PAM, 7TE ; 7TE 6 7TE 2 7TE 5 7TE =
Ho!ivia Pa"s 9egiones Departa/entos Provincias :unicipios
Co!o/bia Pa"s 9egiones Departa/entos Agrupaciones :unicipios
Ecua(or Pa"s 9egiones Provincias Cantones Parroquias
PerE Pa"s 9egiones Departa/entos Provincias Distritos
>eneIue!a Pa"s 9egiones Esta(os :unicipios Parroquias
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
6=
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
636360 <ona (e )rontera
Es un ámbito territorialmente mayor que el anterior, en donde pueden
conducirse acciones de desarrollo de manera orgánica en la medida en que
existen ciudades dotadas de funciones urbanas más o menos diferenciadas
o complementarias entre sí, que cuentan con equipamientos básicos (si
bien por lo general se trata de centros urbanos de tercer orden dentro de la
jerarquía urbana nacional). Asimismo, las zonas de frontera cuentan con
una cierta dotación de infraestructura de transportes, energética y de
comunicaciones, además de la presencia organizada de actores
económicos y otros grupos de la sociedad civil (gremios, cámaras del
comercio y la producción, asociaciones culturales). En esa medida, a partir
de la zona de frontera es posible ofrecer soporte al área de frontera así
como operar como nexo articulador de aquélla con una región nacional.
Probablemente cada parte nacional de una zona de frontera pueda definirse
por agregación de varias UTE 3, contiguas geográficamente, y, en algunos
casos, considerar una UTE 2 en forma completa.
En la medida en que en las zonas de frontera existe una estructura urbana
más o menos definida, un determinado nivel de organización de las fuerzas
representativas de la sociedad, y cierta base productiva y de servicios en
funcionamiento, podríamos señalar que se dispone de lo esencial de una
entidad geoeconómica básica en la que podría proponerse la constitución
de las primeras Zonas de Ìntegración Fronteriza (ZÌF), conforme lo
establece la Decisión 501 de la Comunidad Andina.
636366 9egi-n (e )rontera
Constituye un ámbito subnacional de programación y gestión del desarrollo
que generalmente coincide con los límites de unidades político-
administrativas mayores integrando por ello más de una UTE 2 o
configurando una UTE 1, en ambas opciones, a escala de cada país.
Funciona como unidad geoeconómica y cuenta con rasgos esenciales, que
en el caso de la regi-n 4ronteriIa son:
- Las vinculaciones existentes entre sus habitantes (sean étnicos,
sociales o económicos) que generan el sentimiento de pertenencia e
identidad regional.
- La organización de actividades regionales en torno a un centro (un
centro urbano o una capital regional) que gobierna el espacio
mediante redes de transporte, comunicaciones, comercio y otros
servicios.
- La integración y proyección tanto con el exterior como con el interior
del conjunto nacional de cada uno de los países que la conforman.
- El particular dinamismo dentro de los segmentos territoriales de los
países limítrofes que la componen, lo cual la define como una realidad
en plena evolución.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
6?
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
636362 Desarro!!o )ronteriIo
Para el Ministerio de Relaciones Exteriores, 2005. "Antes de definir el
concepto de desarrollo fronterizo, es adecuado comprender que se vincula
íntimamente con el de integración fronteriza, pues son nociones
complementarias, dado que la segunda no es posible sin la primera¨.
La Decisión 459 tiene el sentido de propiciar una coherencia global de las
iniciativas que en el tema del desarrollo y la integración fronteriza los Países
Miembros acuerden y pongan en práctica bilateralmente, velando porque
ellas confluyan o coadyuven al logro de los objetivos de la integración
andina, estimulando la generación de un espacio de análisis y reflexión
colectiva sobre el progreso y obstáculos que confrontan las mismas, y
buscando, también, concretar acciones de cooperación técnica y financiera
que puedan contribuir a la ejecución de los programas y proyectos que los
Países Miembros comprometan en beneficio del desarrollo de sus territorios
de frontera.
El desarrollo fronterizo puede ser definido como el proceso necesario e
impostergable de incorporación de las fronteras al patrimonio activo del
país, mediante iniciativas nacionales llevadas a cabo por entidades públicas
y privadas, orientadas a objetivos y estrategias integrales de desarrollo de
una manera sostenida.
Este proceso supone dotar a estas zonas de frontera de infraestructura
social y económica, así como la implementación de servicios básicos, la
promoción de actividades productivas y el fortalecimiento de la capacidad
de gestión local y regional.
Toda vez que estas políticas y estrategias de desarrollo se aplican en el
marco de interrelación entre dos Estados vecinos, a través del progreso de
las zonas fronterizas, se abre la posibilidad de integración entre los mismos
por medio del aprovechamiento conjunto de los recursos de cada uno,
generados a partir de dicho proceso. En este contexto de desarrollo
fronterizo surge, pues, la integración fronteriza.
Es el proceso necesario e i/postergab!e de incorporación de las fronteras
al patrimonio activo del país, conducido mediante iniciativas naciona!es
que responden a objetivos y estrategias integrales de desarrollo.
El desarrollo fronterizo se concreta mediante el despliegue de iniciativas
públicas y privadas con referencia a un marco de normas y documentos
(leyes, planes, estrategias, programas, proyectos) que en conjunto definen
una política nacional de desarrollo fronterizo.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
6A
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
El desarrollo fronterizo constituye un requisito para que la integración
fronteriza sea un proceso con perspectivas de éxito, aunque, con un criterio
más amplio, pueden asumirse como procesos biunívocos.
El "desarrollo fronterizo" y la "integración fronteriza" son conceptos y
procesos esencialmente afines. En el fondo constituyen distintas estrategias
que procuran como meta el desarrollo integral, sostenible, de los territorios
de frontera, abriendo opciones para la dinámica incorporación de estos
espacios en los procesos de desarrollo nacional, de cooperación bilateral y
de integración económica subregional andina.
636365 Desarro!!o ,ostenib!e (e )ronteras
El Decreto Supremo Nº 057-2001-PCM, que crea el Consejo Nacional de
Desarrollo de Frontera, en el inciso a) del artículo 2º, indica "Promover el
desarrollo sostenible de las regiones de frontera, concertando la
formulación de la política, los planes y programas respectivos, entre los
sectores público, privado y gobiernos locales.
En este contexto el desarrollo sostenible en las fronteras es lograr un
desarrollo económico, social, ecológico e institucionalmente sostenible,
mediante un proceso permanente de sinergias y del incremento progresivo
de las capacidades de sus diversos actores, sustentado en bases científicas
y tecnológicas. Las estrategias que se empleen deben permitir el
tratamiento integrado y armónico de los componentes del desarrollo que
articule las potencialidades y la cooperación fronteriza.
Se pondrá énfasis en los componentes de la sostenibilidad: económica,
social, político-institucional, ambiental y la del proceso de integración
fronteriza propiamente dicha.
63636= ,ostenibi!i(a( Econ-/ica
El objetivo es la transformación de una economía que hoy en día se
presenta meramente de supervivencia en una economía de generación de
riqueza, permitiendo el fortalecimiento de la capacidad productiva en
términos de mayor producción y productividad.
63636? ,ostenibi!i(a( ,ocia!
En este aspecto se debe lograr que la población de las zonas fronterizas
supere la extrema pobreza con acceso oportuno a los servicios básicos de
salud, educación, justicia y seguridad ciudadana.
63636A ,ostenibi!i(a( A/bienta!
Dirigida a la conservación de la diversidad biológica, recuperando el
deterioro sufrido en los ecosistemas, reforestación de las áreas que se
encuentran afectadas, logrando la articulación de la diversidad biológica a
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
6B
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
los intereses económicos y empresariales (ecoturismo, medicina tradicional,
frutales nativos, etc.), de acuerdo a los compromisos internacionales
asumidos por el Estado Peruano en estos temas.
63636B ,ostenibi!i(a( Po!"tico 0nstituciona!
Referida al logro de una estabilidad política dentro de un estado de
derecho, asumiendo una identificación y compromiso real y efectivo de
todas las instituciones tanto públicas y privadas y de la sociedad civil, con el
único objetivo del desarrollo e integración fronteriza, en el marco de un
proceso de descentralización efectivo. Para ello el Estado tendrá que
asumir una posición de promover que en estas zonas existan los servicios
básicos, que los Gobiernos Regionales y Locales se sientan fortalecidos en
sus capacidades técnicas y humanas, así como el fortalecimiento de las
instituciones que están encargadas del desarrollo e integración fronteriza,
como son el Consejo Nacional de Desarrollo de Fronteras, las Comisiones
Macro regionales, las Mesas de Concertación, etc.
63636C Desarro!!o Naciona!
Para Jaime Castro, 1998. (pág. 39), "El Desarrollo Nacional, es una
actividad del Estado y la sociedad dirigida racionalmente a generar un
crecimiento auto sostenido de los recursos del país con el propósito de que
la población consiga niveles adecuados de bienestar. El desarrollo es una
actividad planificada, por ende racional; el modelo de desarrollo que adopta
un país, está en función a los Objetivos Nacionales o al modelo de sociedad
que quiere edificar un país. El desarrollo implica el uso de los medios y
recursos que el Estado posee para lograr garantizar el bienestar de sus
habitantes¨.
El Desarrollo Nacional es un instrumento para lograr el bienestar general,
por ende el fin supremo del Estado que es el bien co/En, a fin de alcanzar
la realización plena de la persona humana.
63636G )ronteras >ivas
Fausto Morillo Acuña, (1992), en su texto Ìntroducción a la Geopolítica
define: "Las fronteras vivas son aquellas que se constituyen mediante la
ocupación física de las áreas limítrofes del país con la finalidad de
aprovechar sus recursos naturales y fortalecer las fronteras políticas. Con la
presencia de los asentamientos humanos en las fronteras se busca eliminar
las presiones y ambiciones expansionistas de los países vecinos. Es tarea
del Estado Promover el establecimiento de las fronteras vivas en forma
planificada y engarzada dentro del Plan Nacional de Desarrollo dirigido a
cumplir los grandes objetivos nacionales señalados por la Constitución. Las
fronteras vivas juegan un papel muy importante en los aspectos de la
Defensa Nacional y la Seguridad Ìntegral de la Nación, garantías de la
soberanía nacional.¨
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
6C
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Para Jaime Castro Contreras, en su texto Geopolítica y Seguridad, define
".las Fronteras Vivas, es el límite que dispone de la acción coherente del
vínculo de cohesión principal, el mismo que le permite sentirse identificado
con el contexto del área o zona maestra geopolítica o ente afincado
geográficamente, con visión geopolítica, permitiéndose cohesionarse y
aspirar a espacios socio-económicos mayores aportando cultura o líneas de
terciopelo, como se estila denominarlo actualmente, conservando su
espacio geográfico. Es necesario que existan fronteras vivas o polos de
desarrollo, en los puntos significativos de la línea de frontera, como en los
ríos, confluencia de éstos, carreteras, y aún en lugares despoblados pero
con ubicación estratégica, los que le dan garantía al contexto geográfico del
área o zona maestra geopolítica o ente (país, comunidad, pacto etc.).
Santiago León Loayza, 1999 señala "fronteras vivas o sociológicas no
hacen otra cosa que garantizar la soberanía y la presencia del Estado y
mantener comunicación con su núcleo vital a través de las líneas de
comunicación, asegurando por otra parte su poblamiento y que sirvan de
vehículo de comunicación con los países vecinos, resaltando su utilitarismo
geoestratégico para la integración equitativa de los pueblos; más aún si
consideramos dentro del marco del actual modelo de globalización en todos
los campos de las actividades humanas, sean estas políticas, económicas,
culturales, sociales, etc.¨
Al respecto se puede decir que las Fronteras Vivas son aquellas en las que
existe presencia del Estado brindando a su población los servicios básicos
necesarios para vivir, logrando su desarrollo en función al aprovechamiento
de sus recursos naturales que le permita ser perdurable en el tiempo, a fin
de que esta población, sienta la identificación con su patria.
636320 ;bjetivos (e !as )ronteras >ivas
 Promover la integración, el desarrollo y la cohesión de las zonas
fronterizas, en concordancia con la política exterior.
 Lograr la estabilidad y el bienestar creciente de sus pobladores.
 Disminuir diferentes peligros latentes para el desarrollo fronterizo,
entre ellos: la subversión y el terrorismo, la inseguridad ciudadana, el
contrabando y la piratería, entre otros aspectos.
 Garantizar la integridad del territorio nacional, la paz, la vida social y
el desarrollo del bienestar de las poblaciones que habitan en la zona
fronteriza, principalmente en los sectores de campesinos marginales y
grupos étnicos que viven en situación de pobreza.
636326 8as )ronteras >ivas e! )rente Popu!ar Agr"co!a ()9EPAP#
El impulsor del Gran Proyecto de Ìntegración Territorial Sudamericana, fue
Ezequiel Ataucusi Gamonal, quién dio inicio a este proyecto mediante el
"Proyecto Ìntegral de Fronteras Vivas del Perú¨, con la finalidad de colonizar
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
6G
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
las fronteras de Ecuador, Bolivia, Chile, Colombia y Brasil, para defender
nuestra soberanía creando hitos humanos en lugar de hitos de concreto,
con la finalidad que se respeten los linderos nacionales. Ìniciando así un
desarrollo económico, basado en la Revolución Agropecuaria. para
combatir el hambre; siendo la Revolución Agraria la única alternativa para el
desarrollo socio económico, y liquidar el desequilibrio de la pobreza, para
dar solución al problema de la desocupación. Por tal motivo inicio un
programa de ocupación de territorio nacional en las fronteras de la selva,
que se encontraban abandonadas y sin ningún apoyo del Estado. Para
iniciar el Proyecto Ìntegral de Fronteras Vivas, Ezequiel Ataucusi Gamonal,
funda el FREPAP basada en una doctrina religiosa en convenio con la
Asociación Evangélica de la Misión Ìsraelita del Nuevo Pacto Universal
(AEMÌNPU), con la finalidad específica de convertir al departamento de
Loreto en una dispensa Alimentaría Mundial. Para tal efecto decidieron
emigrar voluntariamente hacia esos lugares con la guía de Ezequiel
Ataucusi Gamonal, dedicándose a la agricultura y producir alimentos en
gran cantidad y cubrir sus necesidades primarias en tiempo de hambre. Su
doctrina religiosa esta basada en una Ley Moral y el Decálogo Universal,
sustentados en el Agro al Poder con una realidad geopolítica nacional de
trabajo, empleo y producción, en bien y progreso del desarrollo del país.
636322 ,eguri(a( Naciona!
La Doctrina Básica de Defensa Nacional, define: "La Seguridad Nacional es
la situación en la que el Estado tiene garantizada su existencia, la integridad
de su patrimonio, así como su soberanía e independencia. La Seguridad
Nacional comprende a la Seguridad Ìnterna y Seguridad Externa que se
materializa mediante la Defensa Nacional.¨
Luis Herrera-Lasso M. y Guadalupe González G., (1990) definen la
seguridad nacional como "el conjunto de condiciones -políticas,
económicas, militares, sociales y culturales- necesarias para garantizar la
soberanía, la independencia y la promoción del interés de la nación,
fortaleciendo los componentes del proyecto nacional y reduciendo al
mínimo las debilidades o inconsistencias que pueden traducirse en
ventanas de vulnerabilidad frente al exterior¨.
Sergio Aguayo, (1987) reconoce que "(...) la seguridad nacional debe ser
un concepto amplio que, aun cuando ha recibido muchas formulaciones,
tiene como puntos rectores -aunque con diferentes énfasis- la defensa
frente a amenazas externas o internas del territorio, de la soberanía y de los
valores nacionales (este ultimo aspecto es generalmente traducido por los
gobiernos como la preservación del orden establecido). (...) la seguridad
nacional se liga con el concepto de poder nacional y no se reduce a lo
militar sino que tiene dimensiones económicas, políticas, sociales,
culturales, etc. "o inconsistencias que pueden traducirse en ventanas de
vulnerabilidad frente al exterior¨.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
20
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
La Seguridad Nacional, involucra a todo el Estado garantizando su
soberanía e independencia, en los aspectos internos y externos.
636325 ,oberan"a Naciona!
Edgardo Mercado Jarrín (1995), expone "La soberanía tiene su mayor
expresión en la Nación Estado dotado de libre albedrío e intangibilidad,
contra el cual ningún otro ente estatal puede intervenir ni ejercer forma
alguna de presión, sin afectar el orden jurídico internacional.¨
La soberanía nacional es la facultad de normar y decidir sobre los diferentes
aspectos que rigen la vida de una Nación a través de los Poderes del
Estado. La soberanía tiene doble dimensión dentro de su unidad; externa e
interna. Externa, se manifiesta en las relaciones internacionales de los
Estados, e implica para el Estado soberano la exclusión de toda
subordinación, de toda dependencia respecto de otros. En su ámbito
interno, la soberanía significa que el Estado posee una autoridad suprema
en relación con sus miembros o con los que se hallan en su territorio.
63632= De4ensa Naciona!
Para Jaime Castro Contreras, 1998, "La Defensa Nacional, es una tarea y
responsabilidad de todos los peruanos sin excepción. Se entiende como el
conjunto de medios y previsiones que adopta el Estado para garantizar su
existencia e integridad frente al surgimiento de amenazas internas o
externas que comprometan su desarrollo, integridad, soberanía o
autonomía. No cabe duda que exista una correspondencia directa entre
Desarrollo y Defensa Nacional; mientras el Desarrollo representa una
actividad creativa y de transformación de los recursos y el empleo de los
medios del Estado, la Defensa Nacional es la actividad que da protección y
garantía para que el Desarrollo cumpla sus fines sin entorpecimientos de
ninguna clase¨.
En ese sentido, la Defensa Nacional, se convierte en el soporte para que un
país despegue hacia el Desarrollo tendiendo a conseguir el Bienestar de su
Población, de tal manera que se vayan satisfaciendo sus necesidades
sociales en forma coherente y conveniente.
Es una actividad del Estado y la sociedad dirigida racionalmente a generar
un crecimiento autosostenido de los recursos del país con el propósito de
que la población consiga niveles adecuados de bienestar.
El desarrollo es una actividad planificada, por ende racional; el modelo de
desarrollo que adopta un país está en función a los Objetivos Nacionales o
al modelo de sociedad que quiere edificar un país. El desarrollo implica el
uso de los medios y recursos que el Estado posee para lograr garantizar el
bienestar de sus habitantes.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
26
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
63632? 8ibro H!anco (e !a De4ensa Naciona!
Es un instrumento referencial de la política de defensa, en él se señala con
transparencia qué política de defensa se tiene, y qué medios se piensa
utilizar para alcanzarla.
63632A Co/an(o Conjunto (e !as )uerIas Ar/a(as
El Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas, depende directamente del
Presidente de la República, es el escalón más alto del planeamiento y
coordinación de las operaciones de las Fuerzas del Ejército, de la Marina y
de la Fuerza Aérea.
63632B Ej%rcito (e! PerE
Su Misión detallada en el Libro Blanco de la Defensa Nacional es "ejercer la
vigilancia, protección y defensa del patrimonio e Ìntereses Nacionales en el
ámbito terrestre; con la finalidad de garantizar la independencia, la
soberanía y la integridad territorial de la República frente a cualquier
amenaza externa o interna y, contribuir con el logro de los Objetivos
Nacionales. Asumir el control del orden interno de acuerdo con la
Constitución, y participar en el desarrollo socio-económico del Estado y en
la defensa civil de acuerdo con la Ley¨.
63632C Derec*o (e! :ar

Es aquel que se refiere al mar, permite resolver las reclamaciones que
efectúan las naciones, de acuerdo con sus intereses, sobre la utilización de
los recursos de océano.
63632G Convenci-n (e! :ar
Es un instrumento jurídico internacional destinado a regular las actividades
en los espacios marítimos oceánicos que procura establecer un equilibrio
de intereses entre todos los países.
636350 Aguas 0nteriores
Están situadas en el interior de la línea de base del mar territorial.
636356 :ar Territoria!
Faja de agua situada entre las costas del territorio nacional, sean
continentales o insulares, y alta mar; su anchura es de 12 millas náuticas,
medidas a partir de las líneas de base rectas, líneas de base normales o
una combinación de las mismas.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
22
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
636352 <ona Contigua
Es el área adyacente al mar territorial del Estado ribereño, y su límite no
podrá exceder las 24 millas náuticas desde las líneas de base a partir de las
cuales se mide la anchura del mar territorial; tiene propósitos de
fiscalización aduaneros, de inmigración o sanitarios.
636355 <ona Econ-/ica EKc!usiva

Es una zona situada más allá del mar territorial y adyacente a éste; su
anchura no se extenderá más allá de 200 millas náuticas contadas desde
las líneas de base a partir de las cuales se mide la anchura del mar
territorial en las que el Estado ribereño tiene:
(1) Derechos de soberanía para los fines de exploración y explotación de
todos los recursos existentes.
(2) Jurisdicción con respecto a la instalación y utilización de estructuras
hechas por el hombre y expediciones de investigación.
(3) Otros derechos y deberes.
63635= P!ata4or/a Continenta!

Comprende el lecho y el subsuelo de las áreas submarinas que se
extienden más allá del mar territorial de un Estado ribereño y a todo lo largo
de la prolongación natural de su territorio hasta el borde exterior del margen
continental.
63635? 8"nea (e Hase

Es la línea de bajamar a lo largo de la costa, como aparece marcada
mediante el signo apropiado en cartas a gran escala reconocidas
oficialmente por el Estado ribereño.
63635A 8"nea (e Haja/ar
Es la intersección del plano de bajamar con la costa. Su marca en una carta
es la línea que define el nivel de datum. Este debe ser un plano tan bajo
que la marea no descienda frecuentemente por debajo de éste.
63635B 8"nea (e Hase 9ecta
Es la que une los puntos apropiados y puede trazarse en lugar de la línea
de base normal a lo largo de las secciones de la costa.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
25
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
632 9eseña 2ist-rica (e !as re!aciones PerE F C*i!e
1.2.1 Ìndependencia del Perú
La independencia del Perú fue el periodo histórico que dio origen y
consolidó la creación de la República del Perú a partir de un proceso
revolucionario que resultó en la ruptura del Virreinato del Perú, para erigirse
como un Estado independiente de la monarquía española.
El 28 de julio de 1821 el general José de San Martín, al mando de la
Expedición Libertadora del Perú proveniente de Chile, proclamó en Lima la
independencia del Estado peruano. Seguidamente, bajo el Protectorado de
San Martín, se inició la formación de un Congreso Constituyente. En el
episodio final de la guerra, bajo el mando del Libertador venezolano general
Simón Bolívar, en 1824, tuvo lugar la campaña de Junín y Ayacucho, que
concluyó con la capitulación del ejército realista y puso fin al Virreinato del
Perú.
La independencia del Perú es un capítulo más en las guerras de
emancipación hispanoamericanas que comenzaron a escala continental en
1808. Estos conflictos enfrentaron a la monarquía española con los
nacientes Estados americanos que pretendían obtener su independencia.
La independencia del Perú se estimó crucial para garantizar la
independencia de los demás países de América del sur; pero, más allá de la
independencia peruana, el proceso de independencia de las colonias
españolas en América concluyó en el Caribe a finales de siglo XÌX con la
independencia de la República Dominicana (1844) y la adquisición de Cuba
y Puerto Rico (1898) como botin de guerra por parte de los Estados Unidos
de América (Guerra Hispanoamericana). Posteriormente, Cuba también
adquirió su independencia.
Con anterioridad a la independencia del Perú, durante la conquista y el
periodo colonial, se produjeron otras rebeliones y revoluciones que
buscaron el surgimiento de un país independiente.
Tacna y las expediciones argentinas del Alto Perú
Primera revuelta de Tacna de 1811
Los patriotas peruanos, conocedores del avance de los ejércitos argentinos
en el Alto Perú (actual Bolivia), organizaron en Tacna un movimiento
libertario contra el virrey José Fernando de Abascal y Sousa. El 20 de junio
de 1811 (día de la batalla de Guaqui, en donde las tropas realistas al
mando del General José Manuel de Goyeneche vencieron a los
independentistas rioplatenses), los patriotas, dirigidos por Francisco Antonio
de Zela, asaltaron los dos cuarteles militares realistas de Tacna,
proclamando a Zela comandante militar de la plaza, a Rabino Gabino
Barrios como coronel de milicias de infantería y al curaca Toribio Ara como
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
2=
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
comandante de la división de caballería. El día 25 de junio se supo en
Tacna de la derrota de los patriotas argentinos en la batalla de Guaqui.
Aprovechando el desconcierto provocado por la noticia, los realistas
desmontaron el movimiento y tomaron preso a Francisco Antonio de Zela, a
quien llevaron a Lima donde fue condenado a cadena perpetua en la cárcel
de Chagres, Panamá, donde falleció el 28 de julio de 1821, a los 50 años de
edad.
Segunda revuelta de Tacna de 1813
El general argentino Manuel Belgrano reorganizó sus tropas derrotadas por
Goyeneche y los realistas del Virreinato del Perú en la batalla de Guaqui en
la actual Bolivia. El 14 de septiembre de 1812, se enfrentó a las tropas
comandadas por el general Pío Tristán, las venció y detuvo el avance del
ejército realista sobre Tucumán. Más tarde, obtuvo otra victoria en la batalla
de Salta, por lo que Pío Tristán, capituló el 20 de febrero de 1813, con lo
cual el Ejército argentino volvió a emprender otra ofensiva y ocupó
nuevamente el Alto Perú. El general español Joaquín de la Pezuela, que
había reemplazado a Goyeneche en La Paz por disposición del virrey del
Perú Abascal, reorganizó el Ejército Real del Perú y derrotó al argentino
Manuel Belgrano en la batalla de Vilcapugio el 1 de octubre de 1813 y
seguidamente en la batalla de Ayohuma, el 14 de noviembre de 1813.
El tacneño Juan Francisco Pallardelli fue emisario de Belgrano en las
coordinaciones que el general argentino pretendió establecer en Perú.
Junto a Juan Francisco Pallardelli, su hermano Enrique Pallardelli
conspiraba en Tacna y Enrique Peñaranda lo hacía en Tarapacá. Enrique
recibió sus instrucciones de Belgrano en Puno. El plan consistía en
concertar el alzamiento de todo el sur del Perú. Bajo el liderazgo de Enrique
Pallardelli, los patriotas tacneños, el 3 de octubre de 1813, se apoderaron
de los cuarteles tacneños y apresaron al gobernador realista de la provincia.
El intendente de Arequipa, José Gabriel Moscoso, enterado de los
acontecimientos, envió una milicia realista al mando de José Gabriel de
Santiago. Se produjo el combate de Camiara, el 13 de octubre, donde
fueron derrotados los patriotas de Pallardelli que se replegaron a Tacna. A
los pocos días se supo de la derrota de Belgrano y los patriotas se volvieron
a dispersar. Enrique Pallardelli y unos cuantos seguidores huyeron hacia el
Alto Perú, el 3 de noviembre de 1813, mientras que Tacna fue retomada por
los realistas.
Rebelión de Hunuco de 181!
La rebelión indígena de Huánuco del 22 de febrero de 1812 se dirigió contra
el régimen colonial. Las tropas del virrey se organizaron en Cerro de Pasco
y se dirigieron a Huánuco, donde se produjo la batalla de Ambo el 5 de
marzo de 1812. El intendente de Tarma José González Prada reconquistó
Ambo el 10 de marzo con un contingente colonial. Los rebeldes
abandonaron Ambo y Huánuco; los realistas entraron a ambas ciudades el
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
2?
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
19 de marzo de 1812. González Prada salió de la ciudad en persecución de
los insurrectos, que contaban con 2.000 hombres. Los indígenas se
dispersaron y los cabecillas fueron capturados por González Prada, entre
ellos, a Juan José Crespo y Castillo, al curaca Norberto Haro y al alcalde
pedáneo de Huamalíes, José Rodríguez, quienes fueron enjuiciados
sumariamente y ejecutados con garrote vil. A otros sublevados se les
desterró y muchos fueron puestos en prisión.
!ebelión del Cu"co
En 1814, se produjo la Rebelión del Cuzco que abarcó el sur del virreinato
del Perú. La rebelión de 1814 se inició con la confrontación política entre el
Cabildo Constitucional y la Real Audiencia del Cuzco: el primero era
percibido como pro americano y el segundo como pro peninsular. A raíz de
este enfrentamiento, fueron encarcelados los hermanos Angulo a fines de
1813. Para agosto de 1814, los hermanos Angulo y otros criollos escaparon
y tomaron el control de la ciudad del Cuzco. En esos momentos, ya se
habían aliado con el brigadier y cacique de Chincheros Mateo Pumacahua.
Este último personaje fue uno de los grandes defensores de la monarquía
española durante la rebelión de Túpac Amaru ÌÌ y comandante de los
indígenas realistas en la batalla de Guaqui; sin embargo, había cambiado
su postura beligerante movido por imposición del virrey Abascal de no
garantizar el cumplimiento de la Constitución de Cádiz de 1812 en el
virreinato del Perú.
Los hermanos Angulo y Pumacahua organizaron un ejército divido en tres
secciones: la primera de ellas fue enviada al Alto Perú, al mando de León
Pinelo y del cura argentino Ìldefonso Muñecas. Estas fuerzas rodearon La
Paz con 500 fusileros y 20.000 indios armados con piedras y hondas, el 14
de septiembre de 1814. El 24 del mismo mes, tomaron la ciudad. Los
realistas fueron confinados en sus cuarteles, pero estos aprovecharon la
situación para hacer volar el polvorín; enfurecidos, los insurgentes paceños
les dieron muerte. Para reconquistar La Paz, marchó desde Oruro un
regimiento realista de milicianos cuzqueños, con 1.500 fusileros al mando
del general español Juan Ramírez. Se enfrentaron en las afueras de La
Paz, el 1 de noviembre de 1814, y los insurgentes resultaron derrotados.
Pinelo y Muñecas ordenaron replegarse y una parte de la tropa quedó
dispersa en la región en forma de guerrillas.
La segunda sección patriota se instaló en Huamanga, bajo el mando del
argentino Manuel Hurtado de Mendoza y tenía por lugartenientes al clérigo
José Gabriel Béjar y a Mariano Angulo. Hurtado de Mendoza ordenó
marchar a Huancayo, ciudad que tomaron pacíficamente. Para enfrentarlos
el virrey Abascal envió desde Lima al regimiento español Talavera, bajo el
mando del coronel Vicente González. Se produce la batalla de Huanta, el
30 de septiembre de 1814, las acciones duraron tres días, luego de los
cuales los patriotas abandonaron Huamanga. Se reorganizaron en
Andahuaylas y volvieron a enfrentarse a los realistas el 27 de enero de
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
2A
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
1815, en Matará, donde fueron nuevamente derrotados. Los patriotas
volvieron a reorganizarse gracias a las guerrillas formadas en la provincia
de Cangallo. Entre tanto, el argentino Hurtado de Mendoza conformó una
fuerza con 800 fusileros, 18 cañones, 2 culebrinas (fundidas y fabricadas en
Abancay) y 500 indios. Estas fuerzas estuvieron bajo el mando de José
Manuel Romano, apodado "Pucatoro¨ (toro rojo). Debido a la traición de
José Manuel Romano sobre Hurtado de Mendoza, a quien dio muerte y
rindió a los realistas, los patriotas se dispersaron y los cabecillas de la
revuelta fueron capturados. Las traiciones fueron un hecho común en la
rebeliones independentistas de toda América. Las biografías de los actores
sociales muestran que los cambios de bandos no eran extraños. En el caso
de los líderes locales, sus filiaciones políticas estaban vinculadas a los
conflictos locales que se expresaban en una mayor dimensión. Los
hermanos Angulo, Béjar, Paz, González y otros sublevados fueron
capturados, llevados al Cuzco y ejecutados públicamente el 29 de marzo de
1815. La Corona tenía la política del escarmiento público como un
mecanismo para intimidar a la población y evitar futuros alzamientos.
El tercer agrupamiento patriota hizo su campaña en Arequipa y Puno, al
mando del antiguo brigadier realista Mateo G. Pumacahua. El ejército de
Pumacahua, contaba con 500 fusileros, un regimiento de caballería y 5.000
indios. Pumacahua, como curaca de Chincheros, tenía un gran dominio y
liderazgo entre la población indígena. Al Cuzco fueron enviados los
hermanos José y Vicente Angulo, con algún resguardo de indios y negros
leales. El control del Cuzco era fundamental por motivos ideológicos y de
logística. Por múltiples motivos, Cuzco tenía una fuerte influencia sobre el
Alto Perú; y, a su vez, el Alto Perú mantenía un vínculo colonial
administrativo con la ciudad de Buenos Aires, uno de los grandes centros
revolucionarios de los años 1810 en Sudamérica.
Mateo Pumacahua, se enfrentó exitosamente a los realistas en la Batalla de
la Apacheta, el 9 de noviembre de 1814. Tomaron prisioneros al intendente
de Arequipa Moscoso y al mariscal realista Francisco Picoaga, antiguo
compañero de armas de la batalla de Guaqui. Los patriotas ingresaron a
Arequipa. Por presión de las tropas patriotas, el cabildo de Arequipa
reconoció a la Junta Gubernativa del Cuzco, el 24 de noviembre de 1814.
Pumacahua, enterado de la aproximación de tropas realistas, abandonó
Arequipa. El cabildo abierto de Arequipa se volvió a reunir y se apresuró a
acordar lealtad al rey, el 30 de noviembre de ese año. Tales cambios de
"lealtad¨ en los dirigentes locales fueron normales durante toda la guerra,
pues se escogía al sector que era dueño de la plaza fuerte, como una forma
de garantizar la seguridad personal, familiar y de los bienes, no
necesariamente por una inclinación ideológica ni menos una predisposición
para la lucha a favor de cualquier bando.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
2B
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Las tropas realistas al mando de Juan Ramírez ingresaron a Arequipa el 9
de diciembre de 1814. Luego de reponer fuerzas y de reforzar su milicia, el
general Ramírez salió de Arequipa en busca de los patriotas en febrero de
1815. Dejó como gobernador al general Pío Tristán. Ambos ejércitos,
realista y patriota, se
desplazaron cautelosos
por diversos parajes de
los Andes, buscando
un lugar propicio para
el enfrentamiento. El
10 de marzo de 1815,
se encontraron en
Puno, en la batalla de
Umachiri, saliendo
vencedores los
realistas. El triunfo
realista se debió al
correcto equipamiento y mayor disciplina de sus tropas. Hubo más de un
millar de muertos en el curso de la batalla.
1.2.2 La guerra del Guano y el Salitre 1879 – 1883
A mediados del siglo XÌX, el desierto de Atacama había adquirido un gran
valor económico debido al descubrimiento de valiosos yacimientos de
guano y, posteriormente, de salitre, ambos, entonces, con buena ley y buen
precio en el mercado internacional.
Existen discrepancias entre los historiadores bolivianos y chilenos con
respecto a si el territorio de la Audiencia de Charcas, primero dependiente
del Virreinato del Perú y después del Virreinato del Río de la Plata, disponía
o carecía de litoral. Apoyándose en diversos documentos, los bolivianos
insisten en que lo tenía; por su parte, los chilenos lo niegan o lo ponen en
duda. Al crearse la República de Bolivia en 1825,
1
Simón Bolívar incluyó la
costa de Cobija (Puerto La Mar) como parte de esta nueva república. La
explotación económica de esa zona costera fue llevada a cabo por
empresarios y pirquineros chilenos.
Antes del inicio de la guerra, los respectivos presidentes eran Hilarión Daza
(en Bolivia), Aníbal Pinto Garmendia (en Chile) y Mariano Ìgnacio Prado (en
el Perú). Las Repúblicas de Bolivia y de Chile habían suscrito dos tratados
de límites: el primero de ellos en 1866 (Tratado de límites de 1866 entre
Bolivia y Chile) y el segundo en 1874, junto a un protocolo complementario
en 1875 (Tratado de límites de 1874 entre Bolivia y Chile). Ambos tratados
fueron ratificados en su oportunidad y canjeados en Santiago y en La Paz.
De acuerdo con su preámbulo, el tratado de 1866 tenía por finalidad, "poner
un término ami#able y rec$procamente satisfactorio a la anti#ua cuestión
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
2C
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
pendiente entre ellas sobre la fijación de sus respectivos l$mites territoriales
en el desierto de %tacama y sobre la e&plotación de los depósitos de huano
e&istentes en el litoral del mismo desierto" [sic], estableciendo en su artículo
Ì que la frontera de los dos países sería "en adelante el paralelo '( de
latitud meridional desde el litoral del )ac$fico hasta los l$mites orientales de
Chile". Asimismo, establecía una medianería en favor de ambos países,
entre los paralelos 23 y 25, sobre los productos provenientes de la
explotación de los depósitos de guano y los derechos de exportación que se
percibieran sobre los minerales extraídos en aquella área.
El gobierno que depuso a Mariano Melgarejo declaró como nulos todos los
actos del gobierno anterior, incluyendo los tratados de límites firmados con
Chile y Bolivia. Esta declaración tensionó las relaciones con el gobierno
chileno hasta la firma del Tratado de 1874, que reemplazó al de 1866. Este
último tratado volvió a fijar como límite entre las Repúblicas de Chile y
Bolivia "*l paralelo del #rado '( desde el mar hasta la cordillera de los
%ndes en el divortia a+uarum" [sic], estableciendo, además, en el artículo
ÌV, que los derechos de exportación que se impusieran sobre los minerales
exportados en el territorio comprendido entre los paralelos 23 y 25 de latitud
sur "no e&cederan la cuota de la +ue actualmente se cobra, i las personas,
industrias y capitales chilenos no +uedar,n sujetos a mas contribuciones de
cual+uiera clase +ue sean +ue las +ue al presente e&isten La estipulación
contenida en este art$culo durar, por el termino de venticinco a-os" . Este
tratado internacional era el vigente hacia 1879.
El 27 de noviembre de 1873, la Compañía de Salitres y Ferrocarril de
Antofagasta, una sociedad chilena formada por capitales chilenos y
británicos, firmó un acuerdo con el gobierno boliviano que le autorizaba la
explotación de salitre libre de derechos por 25 años, desde la bahía de
Antofagasta hasta Salinas, incluyendo el Salar del Carmen. Dicho acuerdo
no fue ratificado por el congreso boliviano, que en ese entonces se
encontraba analizando las negociaciones con Chile,
2
que darían como
resultado el tratado de 1874.
Crisis e inicio (e! con4!icto
En 1878, el congreso de Bolivia se abocó al estudio del acuerdo celebrado
por el gobierno en 1873. Para Bolivia, el contrato firmado en 1873 con la
Compañía de Salitres de Antofagasta aún no estaba vigente porque, de
acuerdo con la Constitución boliviana, los contratos sobre recursos
naturales debían aprobarse por el Congreso.
2
Ello se hizo por la Asamblea
Nacional Constituyente boliviana mediante una ley, el 14 de febrero de
1878, a condición de que se pagara un impuesto de 10 centavos por quintal
de salitre exportado por la compañía.
Artículo Único. Se aprueba la transacción celebrada por el ejecutivo en 27
de noviembre de 1873 con el apoderado de la Compañía Anónima de
Salitres y Ferrocarril de Antofagasta a condición de hacer efectivo, como
mínimo, un impuesto de diez centavos en quintal de salitre exportado.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
2G
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Asamblea Nacional Constituyente de Bolivia. Ley de 14 de febrero de 1878
3
En lo que respecta a Chile, el cobro del impuesto de 10 centavos sobre
quintal exportado violaba el artículo ÌV del tratado de 1874. Por ello, dicho
impuesto encontró una gran resistencia por parte de los propietarios de la
empresa afectada y una cerrada defensa de su causa por parte del
gobierno de Santiago, desencadenándose un conflicto diplomático.
A lo largo de los meses subsiguientes, el gobierno boliviano se abstuvo de
implementar la ley mientras se discutían las objeciones presentadas por el
gobierno chileno. El 8 de noviembre, el canciller Alejandro Fierro envió una
nota al canciller Martín Lanza indicando que el Tratado de 1874 podría
declararse nulo si se insistía en cobrar el impuesto, renaciendo los
derechos de Chile anteriores a 1866. El 17 de noviembre, el gobierno de La
Paz ordenó al prefecto del departamento de Cobija que aplicara la ley del
impuesto para iniciar las obras de reconstrucción de Antofagasta. Aunque
ambas partes propusieron la resolución del conflicto por vía de un arbitraje,
tal como lo contemplaba el Protocolo de 1875, este no llegó a realizarse ya
que mientras el gobierno de Chile exigía que se suspendiera la ejecución de
dicha ley hasta que su legalidad fuese determinada por un árbitro, el
gobierno de Bolivia exigía que el blindado Blanco Encalada y sus fuerzas
navales se retiraran de la bahía de Antofagasta. El 6 de febrero, ante las
protestas por parte de la Compañía de Salitres por la ley del impuesto y
dado que el contrato no había cumplido con los trámites para declararlo, el
gobierno de Bolivia rescindió el contrato con la Compañía de Salitres y
Ferrocarriles de Antofagasta. El prefecto Zapata ordenó rematar sus bienes
para cobrar los impuestos generados desde febrero de 1878.
En Chile, la decisión de impedir el remate se tomó la mañana del 11 de
febrero, cuando, en una sesión especial del gabinete chileno, se recibió un
telegrama del norte, conteniendo textualmente un mensaje del ministro
plenipotenciario de Bolivia "%nulación de la ley de febrero, reivindicación de
las salitreras de la compa-$a". Este gatilló la decisión del presidente Aníbal
Pinto de ordenar la ocupación de Antofagasta, que se realizó el 14 de
febrero de 1879, ocupando tropas chilenas el litoral boliviano hasta el
paralelo 23.
4
El 14 de febrero, el día del remate, tres naves chilenas
desembarcaron en Antofagasta, Mejillones, Cobija y Caracoles
reivindicándose estos territorios. El 16 de febrero, llegó a Lima el ministro
boliviano Serapio Reyes a fin de exigirle al gobierno peruano que cumpliera
con el tratado de alianza defensiva de 1873. El 27 de febrero, Hilarión Daza
decretó el estado de sitio en Bolivia.
Gracias a los archivos de la Compañía de Salitres y Ferrocarriles de
Antofagasta, se sabe que en Chile no existía interés en ir a la guerra por
salvar a la compañía, a pesar de que muchos políticos y ministros
importantes eran accionistas minoritarios de la compañía. Sin embargo, la
decisión sería otra en el caso de que se remataran efectivamente las
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
50
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
salitreras, lo que, según la visión del presidente de Chile Aníbal Pinto,
supondría la violación efectiva del tratado.
El Perú, que había suscrito el Tratado de Alianza Defensiva con Bolivia de
carácter secreto en 1873 y al que Argentina no se había adherido, trató de
persuadir al gobierno de La Paz para someterse a un arbitraje con la misión
Quiñones,
5
figura que se encontraba estipulada en el protocolo
complementario de 1875, toda vez que se trataba de un "problema
tributario" y no territorial. El gobierno peruano, para mediar en el conflicto,
envió a su ministro plenipotenciario José Antonio de Lavalle a Chile; la
misión del diplomático fracasó. El canciller chileno Alejandro Fierro preguntó
al plenipotenciario peruano sobre la existencia de un "Tratado Secreto"
firmado con Bolivia en 1873. Lavalle no tenía instrucciones sobre ello y le
indicó que en la comisión diplomática del congreso a la que él pertenecía no
se había tocado ese tema. En Lima el 20 de marzo, el presidente peruano
le expuso al representante chileno Godoy que el tratado existía y que
convocaría al congreso peruano para evaluar qué actitud tomar ante Chile y
Bolivia.
El 1 de marzo, el gobierno de Bolivia declaró cortado todo comercio con
Chile, asumiendo que hay un estado de guerra.
6
El 15 de marzo, Chile inició
preparativos para ocupar más al norte del paralelo 23. Con ello, el 23 de
marzo, tuvo lugar la batalla de Calama, en la que las fuerzas chilenas
vencieron a un grupo de civiles bolivianos. El 5 de abril de 1879, Chile
declaró la guerra a Bolivia y Perú.
La revisión y análisis del tratado de 1873 entre Perú y Bolivia, lleva a
historiadores peruanos a la conclusión de que el Perú tenía la opción de
decidir si este tratado estaba vigente, ya que Bolivia había firmado uno de
límites con Chile en 1874 sin consultar al Perú, o si la agresión a Bolivia era
real o si el asunto merecía un arbitraje. Esta misma interpretación dice que,
a raíz de la penetración de tropas chilenas en territorio boliviano y el poco
interés del gobierno de Chile en "una salida diplomática" y a la declaratoria
de guerra que le hace el gobierno chileno el 5 de abril, Perú se sintió ligado
a Bolivia por el tratado recíproco de defensa y entró, asimismo, en la
contienda, declarando el casus foederis( es una expresión latina que
significa "motivo de la alianza". En la terminología diplomática, describe la
situación en la cual entrarán en juego los miembros de una alianza (por
ejemplo, "cuando una nación sea atacada por otra").
En cambio, la historiografía chilena afirma que el pacto es defensivo en la
forma, pero ofensivo en el fondo, por lo que considera la mediación de Perú
después de la toma de Antofagasta como una forma de ganar tiempo,
mientras se realizaban preparativos de guerra. Además declara un motivo
de más largo alcance para que la guerra terminara en un conflicto entre
Chile y Perú, que sería, según esta visión, una enemistad que tendría
raíces en la época colonial, exacerbada en la independencia y en la Guerra
contra la Confederación Perú-Boliviana.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
56
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Por otra parte, la historiografía peruana afirma que la relaciones coloniales
eran de cooperación y comercio entre los puertos del Callao y Valparaíso.
Después de proclamada la Ìndependencia, ambos gobiernos suscribieron
un tratado de Li#a, %lian"a y Confederación el 23 de diciembre de 1822,
que establecía principalmente una alianza militar entre el Perú y Chile, el
cual se complementó el 26 de abril de 1823 con un tratado de %u&ilios, que
reglamentaba el financiamiento de la campaña libertadora
9
y aunque
posteriormente el gobierno peruano no reconoció dicha deuda, en 1839,
con la derrota de la Confederación, el Perú pagó a Chile la deuda contraída
por el servicio prestado por el ejército chileno en la campaña restauradora y
la independencia,
10
así como reconoció las acciones de los oficiales de
Chile otorgándoles premios
11
y condecoraciones del ejército del Perú por
reunificar el Perú y derrotar a Santa Cruz reconociendo a Chile como aliado
del Perú.
12
Esta alianza volvería a fortalecerse en 1866 durante la Guerra
Hispano-Sudamericana en la cual las escuadras navales de ambos países
combatieron juntas a la Armada Española en el Combate naval de Abtao.
Tras el Combate del Callao y el retiro de la flota europea de aguas
americanas en octubre del mismo año, el ministro chileno en el Perú Marcial
Martínez, en cumplimiento de una ley dada por el congreso de su país,
confirió al presidente peruano Mariano Ìgnacio Prado (el mismo en 1879)
los despachos de General de División en el Ejército Chileno.
13
Esto ha
llevado a la historiografía peruana a afirmar la existencia de intereses
económicos y políticas expansionistas en la clase dirigente chilena de ese
entonces como verdadero motivo del estallido de la guerra.
Campa-a naval de la .uerra del )ac$fico
A comienzos de la guerra era evidente que antes de cualquier operación
militar en un terreno tan difícil como el desierto de Atacama, debía ganarse
el control de los mares.
El poder de la escuadra chilena se basaba en las fragatas blindadas
gemelas, Cochrane y Blanco Encalada, de 3.560 toneladas, 6 cañones de
250 libras de avancarga, 2 de 70, y 2 de 40 libras, blindaje de 9 pulgadas,
velocidad de 11 millas a su máxima capacidad. El resto de la escuadra
estaba formada por las siguientes naves de madera: las corbetas
Chacabuco, O'Higgins y Esmeralda, la cañonera Magallanes y la goleta
Covadonga.
La escuadra peruana basaba su poder en la fragata blindada
Ìndependencia y el monitor Huáscar. La Ìndependencia desplazaba 3.500
toneladas, tenía un blindaje de 4½ pulgadas, 2 cañones de 150 libras, 12 de
70, 4 de 32, 4 de 9 libras, y andar de once millas a su máxima capacidad. El
monitor Huáscar deplazaba 1.745 toneladas, blindaje de 4½ pulgadas, 2
cañones de 300 libras de avancarga, ubicados en la torre giratoria, y 11
millas de velocidad a su máxima capacidad, con lo cual posiblemente era la
nave de combate más moderna de la marina de guerra del Perú.
Completaban la escuadra peruana los monitores fluviales Atahualpa y
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
52
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Manco Cápac, la corbeta de madera Unión y la cañonera de madera
Pilcomayo. Bolivia contaba con buques de guerra como el Guardacostas
Bolívar, el Guardacostas Mcal. Sucre y las embarcaciones Laura y
Antofagasta.
Foto: Combate Naval de Angamos, óleo de Thomas
Somerscales.
El puerto peruano de Ìquique fue
bloqueado por parte de la armada
chilena. En el Combate naval de
Ìquique, el 21 de mayo de 1879, el
monitor /u,scar, al mando del capitán
de navío Miguel Grau Seminario, logró
hundir a la corbeta chilena *smeralda,
al mando del capitán de fragata Arturo
Prat Chacón, el que, al morir durante el
combate, se convierte en el mayor
héroe naval chileno. El mismo día, la fragata 0ndependencia se enfrentó con la
goleta 'Covadon#a, cuyo comandante capitán de corbeta Carlos Condell de la
Haza, prefirió evadir el combate bordeando la costa, perseguido por la
0ndependencia que, en su afán de espolonear a la Covadon#a, hizo que el
blindado peruano encallara en Punta Gruesa. El resultado de ese día en Ìquique y
Punta Gruesa caló hondo en la opinión pública de ambos países. Los combates
navales de Ìquique y Punta Gruesa le dieron una victoria táctica al Perú: el
bloqueo del puerto de Ìquique fue levantado y las naves chilenas fueron hundidas
o abandonaron el área. En el combate de Ìquique, después de que el /u,scar
hundiera la *smeralda, Grau ayudó a los náufragos y envió un pésame a la
esposa de Arturo Prat; mas tarde en Punta Gruesa, la escuadra peruana perdió a
la fragata blindada de 3.500 toneladas al encallar en unos arrecifes cuando
intentaba capturar una nave de madera de 630 toneladas, quienes continuaban en
combate hasta la llegada del /u,scar. La pérdida de la fragata blindada
0ndependencia, la mayor nave de la escuadra de la marina de guerra del Perú,
representó un golpe irreparable para ésta.
Pese a su condición de inferioridad numérica, el comandante del /u,scar mantuvo
en jaque a toda la escuadra chilena durante seis meses. Entre las acciones más
destacadas de las llamadas correrías del Huáscar se cuentan: el primer combate
naval de Antofagasta (26 de mayo de 1879) y el segundo combate naval de
Antofagasta (28 de agosto de 1879). El punto culminante fue la captura del vapor
Rímac, el 23 de julio de 1879. En esta acción, Grau no sólo capturó dicho buque,
sino también el regimiento de caballería Carabineros de 1un#ay el cual se
encontraba abordo. Este hecho causó una crisis en el gobierno chileno que
provocó la renuncia del almirante Juan Williams Rebolledo. Tras la renuncia de
Williams, el mando de la escuadra chilena fue entregado al comodoro Galvarino
Riveros Cárdenas quien se abocó a dar caza al /u,scar.
El combate decisivo de la campaña naval tuvo lugar en Punta Angamos, el 8 de
octubre de 1879. En este combate, el monitor /u,scar, junto con la 2nión, que
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
55
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
logró escapar, fue finalmente capturado por la armada de Chile, a pesar del intento
de hundirlo por parte de su tripulación. Durante el combate murió su comandante
Miguel Grau Seminario, convirtiéndose a su vez en el héroe patrio del Perú. El
combate naval de Angamos marcó el fin de la campaña naval de la Guerra del
Pacífico.
Campa-a terrestre de la .uerra del )ac$fico
Las tropas del ejército chileno iniciaron
una serie de maniobras militares en las
provincias de Tarapacá, Tacna y Arica.
Las victorias de Pisagua, Pampa
Germania y Dolores, a fines de 1879,
aseguraron el dominio chileno sobre el
departamento de Tarapacá, así como las
de Tacna y Arica en 1880. La batalla de
Tarapacá fue una victoria aliada, pero
ésta no cambió el curso de los
acontecimientos a favor de los aliados,
pues Bolivia se retiró de la guerra después de la batalla del Alto de la Alianza en
Tacna y Chile siguió luchando contra el Perú.
La capital peruana vivía desconectada
del resto del país y subestimó
completamente la situación bélica, lo que
contribuyó a desestabilizar completa-
mente su clase política y a evitar una
preparación efectiva para enfrentar el
desembarco chileno al sur de la ciudad.
En enero de 1881, las tropas chilenas
entraron en Lima, después de las batallas
de San Juan y Miraflores. En esta última,
la propia población civil defendió sin éxito
la ciudad cuando el ejército chileno atacó
tres de los doce reductos. Después de la batalla, hubo incendios y saqueos en los
poblados de Chorrillos y Barranco.
Las fuerzas chilenas establecieron su autoridad y se impusieron cupos de guerra a
la población limeña. Se impuso el orden en la ciudad, en las zonas de ocupación,
y se restablecieron las actividades.
Sin embargo, este orden no evitó la
salida de objetos y bienes científicos o
culturales, tales como instrumentos,
herramientas, mobiliario y libros,
algunos de los cuales fueron enviados
a Chile, terminando otro tanto en
manos de privados de ambos países.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
5=
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
El dictador Nicolás de Piérola Villena, quien se retiró de la capital para pretender
seguir gobernando desde el interior del país, fue sustituido por un gobierno civil a
cargo de Francisco García Calderón, que se negó a firmar la entrega del
Departamento de Tarapacá.
Sin posibilidades de firmar la paz,
el jefe de la ocupación chilena
Vicealmirante Patricio Lynch
estableció su cuartel militar en el
Palacio de Pizarro en Lima y
dirigió el combate contra la
resistencia peruana en la sierra,
en lo que se denomina la
Campaña de la Breña o de la
sierra, enfrentando abundantes
actos de sedición en la misma
ciudad y, posteriormente, una
resistencia claramente
organizada.
Foto: Entrada del ejército chileno a Lima.
Después de los enfrentamientos en San Juan y Miraflores, el entonces Coronel
peruano Andrés Avelino Cáceres y otros, como el capitán José Miguel Pérez,
decidieron llegar a los Andes Centrales para organizar y reiniciar la resistencia al
ejército de ocupación chileno. Para ello, el 15 de abril de 1881, se embarcaron en
el tren de la estación de Viterbo, evadiendo la vigilacia de los soldados chilenos,
con destino final la ciudad de Jauja. Así, y en gran medida ayudado por su
profundo conocimiento de la lengua quechua, Cáceres organizó la defensa entre
la población civil de la Sierra Central y el Coronel Gregorio Albarracín en la Sierra
Sur, quienes ejecutaron una efectiva guerra de guerrillas durante tres años.
Eligieron la breña de los Andes Centrales porque presentaba una topografía
excelente para aplicar la estrategia de guerra de guerrillas y, también, porque
existían nuevos elementos humanos, aunque sin entrenamiento y con escaso
armamento para una lucha prolongada.
La resistencia militar liderada por Cáceres en la regiones sur y centro andinas
obtuvo varias victorias contra las fuerzas chilenas y se dirigió a Cajamarca, en la
sierra norte, para evitar el encumbramiento de Miguel Ìglesias, quien desde 1882
había manifestado firmar la paz con el gobierno chileno, aceptando cesión
territorial.
El 3 de mayo de 1883, la base del Tratado de Ancón ya estaba acordada entre
Patricio Lynch y Miguel Ìglesias quien firmó este convenio inicial desde
Cajamarca.
15
El 10 de julio de 1883, se desarrolló la Batalla de Huamachuco entre
Andrés A. Cáceres y Alejandro Gorostiaga, finalizando con una victoria chilena.
Miguel Ìglesias envió una comisión especial para felicitar a Gorostiaga por su
victoria. De esta manera, Cáceres había sido minimizado lo suficiente como para
no cuestionar su autoridad. Montero, por su parte, tuvo que salir de Arequipa para
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
5?
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
evitar la destrucción de la ciudad. El 20 de octubre de 1883 terminó en Ancón la
discusión de los términos del tratado de paz. Una vez firmado el Tratado de
Ancón, el 11 de marzo de 1884, la Asamblea Constituyente aprobó el Tratado.
Ìglesias marchó hacia Lima para asumir el gobierno del Perú.
Después de la guerra, las diferencias entre Cáceres e Ìglesias dieron origen de
una guerra civil entre los partidarios de ambos líderes, que finalizó en 1885 con el
triunfo del primero.
Consecuencias de la .uerra del .uano y el 3alitre
El costo del conflicto en vidas humanas fue alto, sobre todo en lo que se refiere a
pérdidas de vidas civiles. Un conteo hace calcular que las bajas estuvieron entre
los 14.000
16
y 23.000
17
muertos, entre civiles y militares, a lo largo de la guerra.
La guerra concluyó oficialmente el 20 de octubre de 1883 con la firma del Tratado
de Ancón, mediante el cual el Departamento de Tarapacá pasó a manos chilenas
permanentemente y las provincias de Arica y Tacna quedaron bajo administración
chilena por un lapso de 10 años, al cabo del cual un plebiscito decidiría si
quedaban bajo soberanía de Chile, o si volvían al Perú.
A la firma de este tratado, el Departamento de Tacna contaba con tres provincias:
Tacna, Arica y Tarata. En 1885, dos años después del tratado, Chile ocupó la
provincia de Tarata, la cual fue devuelta al Perú el 1 de septiembre de 1925 por
resolución del árbitro Calvin Coolidge, presidente de los Estados Unidos.
El plebiscito previsto en el Tratado de Ancón nunca se llevó a cabo y no fue hasta
1929 que se firmó el Tratado de Lima, que contó con la mediación de Estados
Unidos, que decidió que gran parte de la provincia de Tacna fuese devuelta al
Perú mientras que Arica y el resto quedara definitivamente en manos de Chile.
El Estado de Chile pudo iniciar un proceso de helenización dirigido a la población
de Tacna, Arica y Tarapacá, interviniendo en las organizaciones privadas y
públicas de la zona. A inicios del siglo XX, la chileni"ación se hizo más intensiva y
compulsiva, llegando a puntos exacerbados hacia el primer centenario de la
Ìndependencia de Chile,
18
por la actividad de ciertos grupos de población civil
chilena, de naturaleza nacionalista, que comenzaron la creación de "ligas
patrióticas" con la finalidad de desaparecer los rasgos peruanos de los territorios
de Tacna, Tarata, Arica y Tarapacá.
La paz entre Chile y Bolivia fue firmada en 1904. Sin embargo, el tratado de paz
entre ambas naciones, en el cual Bolivia definitivamente reconocía la permanente
soberanía chilena sobre el territorio previamente en disputa, ha sido origen
constante de tensiones diplomáticas entre ambos países durante el siglo XX y
comienzos del siglo XXÌ, debido a que Bolivia perdió toda posibilidad de salida
soberana al océano Pacífico.
Tras su victoria, Chile tomó posesión no sólo de una importante extensión
territorial, sino también de enormes depósitos salitreros, guaneros y de cupríferos.
Éstos fueron adquiridos mayoritariamente por capitales británicos, por medio de la
compra de bonos desvalorizados emitidos antes del conflicto por Perú y adquiridos
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
5A
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
a bajos precios con préstamos de bancos chilenos, que los hacían dueños de las
salitreras. Esto ha llevado a parte de la historiografía moderna a ver a los ingleses
como instigadores ocultos de la guerra, sin pruebas concluyentes a decir de la
historiografía chilena. Algunos historiadores creen ver en algunas publicaciones de
la época, inglesas y europeas en general, por ejemplo la editorial del diario
británico "The Bullonist", aparecida en 1879, como pruebas del apoyo a las
aspiraciones chilenas. Por el contrario, otros estiman que estas publicaciones se
deben más bien al clima electoral existente en Ìnglaterra y a la ardua disputa entre
el Primer Ministro Benjamin Disraeli, partidario de intervenir, y el liberal político
británico William Gladstone, contrario a la intervención.
El salitre fue la principal fuente de riqueza de Chile hasta el descubrimiento del
salitre sintético por los alemanes, durante la Primera Guerra Mundial.
Después de la ocupación chilena de Lima en 1881, el gobierno argentino ordenó
alistar el ejército, la compra de un blindado, de material de guerra y la construcción
de un línea férrea hasta los Andes como vía de abastecimiento. Con ello ambos
países se colocaron al borde de una guerra, aceptando la mediación del gobierno
estadounidense. El 22 de octubre de 1881, se canjearon en Santiago las
ratificaciones del Tratado de límites entre Chile y Argentina, un acuerdo con el que
se definieron con precisión los límites preexistentes entre la Argentina y Chile en la
región patagónica. Con este tratado, se entendía en Chile que Argentina se
comprometía tácitamente a la neutralidad en la guerra que se libraba en el
Pacífico y que no firmaría el Tratado de Alianza Defensiva Perú–Bolivia.
En 1883, Chile quedó en posesión de la Puna de Atacama de 75.000 km², que
hasta entonces había pertenecido a Bolivia y la consideró de su propiedad
después del Tratado de Tregua de 1884. Sin embargo, diversos tratados y
mediaciones entre Bolivia, Argentina y Chile concluyeron en 1889, cuando
Argentina renunció a su reclamo sobre Tarija y Chichas reconociéndolas como
territorio de Bolivia, y en 1899, cuando 64.000 km² de la Puna de Atacama
quedaron para la Argentina y 11.000 km² para Chile.
Con relación al pasado, la historia republicana de los dos países aparece marcada
por dos guerras (una de ellas devastadora), por una solución mutilarte e irreflexiva
del último conflicto, por un período de posguerra signado por el desacuerdo
persistente, un período post acuerdo (1929 en el caso peruano-chileno) resumido
por el incumplimiento (o la frustrada intención de cumplimiento o versiones
contradictorias sobre el cumplimiento), por la desconfianza y por alineamientos
internacionales distintos en épocas de confrontación sistémica. A pesar de ello, a
partir del primer tercio del siglo XX se establecen entre las partes los sedimentos
de una relación de paz pragmática de consistencia intermitente hasta el
advenimiento, en la post-Guerra Fría, del proceso de reformas liberales
democráticas y de mercado en los dos Estados.
Esa evolución ha sido menos complicada entre países que mantienen una
dimensión marítima y niveles de desarrollo y de poder más o menos equivalentes
(Perú y Chile), dependiendo de la etapa que se observe. La relación de
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
5B
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
competencia peruano-chilena en el Pacífico sur suramericano marcada por una
disposición al predominio, siendo más significativa geopolíticamente, ha sido
menos determinante en la relación tripartita que la enorme frustración boliviana y
su debilidad estatal. Entre otros factores, ello condujo a ese Estado a aproximarse
a un interlocutor u a otro, según las circunstancias, para satisfacer su interés
nacional mientras incrementaba su arraigo creciente en el Cono Sur a costa del
vínculo establecido en el altiplano peruano-boliviano.
En el presente, definido a partir de la recuperación democrática en Bolivia, Chile y
Perú (décadas de 1980, 1990 y 2000, respectivamente), de la reforma económica
(que es impuesta en Chile en la década de 1970 por una dictadura y en Perú por
una autocracia en la década de 1990, mientras que en Bolivia se origina
democráticamente en la década de 1980) y del fin de la Guerra Fría, la tendencia
a la cooperación entre las partes se ha incrementado ostensiblemente. Sin
embargo, en el último año esa tendencia se ha desacelerado en el caso peruano-
chileno e involucionado críticamente en la relación boliviano-chilena. La
emergencia de diferencias "tradicionales" y el rol corrosivo de algunos actores no
estatales (especialmente empresariales, agudizado por complicaciones
institucionales y de opinión pública) explican la desaceleración de la tendencia a la
cooperación peruano-chilena. La crisis del Estado boliviano y la emergencia en
ese país de nuevos actores políticos con fuerte influencia nacionalista en la
política exterior explican la crisis de la relación boliviano - chilena que ha adquirido
una riesgosa intensidad. A ello ha contribuido, según versiones de comentaristas
chilenos, la relativa desatención de ese país a la problemática vecinal (vis a vis la
relación extra regional) y una sobredimensionada sensación de aislamiento en ese
vecino que ambienta su reacción externa. El contexto internacional,
crecientemente influido por problemas de seguridad, ciertamente ha sido funcional
al deterioro.
En el lado económico, la reforma liberal coadyuvó a consolidar la tendencia a la
cooperación (a través de acuerdos de complementación económica bilateral y de
inversión chilena en Perú y Bolivia, por ejemplo). Sin embargo, en la relación de
cooperación boliviano-chilena pareció predominar el proceso político interno (la
democracia antes que la dictadura, abrió las puertas a la cooperación económica).
En cambio, la cooperación peruano-chilena pareció más influenciada por los
procesos de reforma económica que por la afinidad política (las convenciones de
1993 y de 1999 se producen mientras regía un sistema democrático en Chile y
uno autoritario en el Perú). En ambos casos, el ambiente externo expresado en el
incremento de la integración regional (especialmente a partir de la aproximación
argentino-brasileña que da lugar al MERCOSUR), la desaparición de los términos
confrontacionales de la Guerra Fría y la expansión capitalista influyeron
intensamente en los términos de cooperación.
La pérdida reciente del impulso cooperativo tripartito es coincidente, de otro lado,
con el proceso de degradación democrática y con la erosión de los instrumentos
de gobernabilidad en la región a la vuelta del siglo (Latinobarómetro). Y hoy, un
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
5C
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
contexto internacional deteriorado por el atizamiento de conflictos regionales
(Medio Oriente) y amenazas globales (el terrorismo), ha contribuido a traducir la
influencia creciente de los términos de seguridad en actitudes nacionales de
desconfianza en escenarios distantes, aun cuando, en el caso peruano-chileno, al
revés que en el chileno-boliviano, la cooperación institucional se ha incrementado
ostensiblemente.
En términos más específicos, la desconfianza reciente ha sido estimulada por la
conciencia del incremento de las asimetrías de defensa convencional,
especialmente entre Perú y Chile, la reciente publicidad o exacerbación de
diferendos históricos -co/o !a (e!i/itaci-n /ar"ti/a peruanoFc*i!ena, en el
primer caso, o el reclamo marítimo boliviano, en el segundo-, la emergencia de
conflictos por recursos -el agua y el gas en el caso chileno-boliviano-, el deterioro
del clima de negocios -problemas empresariales cuyas causas son asumidas por
los Estados a instancias de las primeras- y la escasa publicidad de los contenidos
de los procesos de cooperación institucional -el 2+2 y el COSEDE, en el caso
peruano-chileno, quizás debida a la lenta evolución de acápites sustanciales-. El
factor principal corresponde a los efectos centrífugos del conflicto boliviano-
chileno.
En cuanto a los procesos internos, la interacción entre política interna, estimulada
por la emergencia de nuevos actores y pérdida de gobernabilidad, y política
externa ha influido fuertemente en el deterioro de la cooperación. El rol de los
medios de comunicación de los tres países en la extrapolación de la imagen del
"contrincante", de la "agresión" eventual o del "aislamiento" y de las consignas
nacionalistas de los actores emergentes, ha contribuido fuertemente a ese
proceso más allá de las diferencias históricas.
A ello se han sumado poderosos catalizadores internos. Entre éstos destaca la
política boliviana de fomentar oficial, pública y explícitamente la competencia
peruano-chilena por el recurso energético (el gas), a cuyo contexto se ha sumado
otro diferendo menor por recursos (el agua). Perú y Chile, por lo demás, han
jugado esa carta con entusiasmo sin evaluar bien las posibilidades de una
solución que no sea de suma cero, mientras que la empresa encargada ha tenido,
al respecto, un rol desarticulador.
Por el Tratado de Paz y Amistad entre Perú y Chile (Tratado de Ancón), firmado
en Lima, e! 20 (e octubre (e 6CC5, el Perú cedió a Chile el territorio de la
provincia Litoral de Tarapacá, que tenía como límite norte el río y quebrada de
Camarones y, por el sur, la quebrada y río Loa.
Además, las provincias de Tacna y Arica continuarían en poder de Chile durante
diez años, y a su vencimiento, un plebiscito decidiría si dichas provincias
retornaban al Perú o pasaban definitivamente a Chile. El plebiscito en mención,
nunca se realizó. Por el contrario, se habrían puesto en práctica una política de
persecución a los peruanos que vivían en ellas y una chileni"ación de ambas
provincias.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
5G
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
E! 5 (e junio (e 6G2G, se firmó en Lima el Tratado y Protocolo Complementario
para resolver la cuestión de Tacna y Arica (Tratado de Lima
22
). En virtud de este
tratado Tacna retornaba al Perú y Arica pasaba a integrar, en forma definitiva, el
territorio chileno. También en este tratado, se fijó la línea de frontera entre ambos
países, que se describe a continuación:
• El Hito Nº 1, llamado "Orilla de Mar", a diez kilómetros al norte del puente
del río Lluta (Chile) y al sur de Pascana de Hueso (Perú) y se extiende
hasta el Océano Pacífico en el "Punto Concordia" a 200 metros del Hito Nº
1. Chile sostiene que la frontera se inicia el Hito Nº 1 y se extiende hacia el
Océano Pacífico por el paralelo del Hito 1.
• La línea de frontera sigue hacia el oriente, paralela a la línea del Ferrocarril
de Arica a La Paz, distante diez kilómetros de ella dejando en territorio
chileno las azufreras de Tacora (y también el volcán Tacora).
• La línea de frontera continúa por las sierras de Huaylillas, en dirección
norte, hasta el cerro El Fraile.
• Desde el cerro El Fraile, una línea recta en dirección este, hasta la laguna
Blanca.
• Una línea recta cruza laguna Blanca hasta su extremo nororiental. Desde
allí la línea de frontera continúa hasta la cumbre del cerro Pacocahua, en la
parte sur del caserío Ancomarca (Perú).
• Desde este lugar, otra línea recta sobre la meseta de Ancomarca, hasta el
hito Nº 80 de la frontera entre Perú y Chile, que está a 17º 29' 54" de latitud
sur y 69º 28' 28,8" de longitud oeste (UTM: N8030765,668; E20229603,682;
Zona: 0,000; Factor escala: 4,917).
El artículo quinto de este Tratado y protocolo Complementario (Tratado de Ancón)
establece que, para el servicio del Perú, el "Gobierno de Chile construirá a su
costo, dentro de los 1.575 m² de la bahía de Arica, un malecón de atraque para
vapores de calado, un edificio para la agencia aduanera peruana y una estación
terminal para el ferrocarril a Tacna, establecimientos y zonas donde el comercio
de tránsito del Perú gozará de la independencia propia del más amplio puerto
libre".
Sobre el límite marítimo ha surgido una controversia entre la República del Perú y
la República de Chile, a partir del supuesto peruano que la delimitación del límite
marítimo entre ambos países estaría aún sin determinar; Chile sostiene, en
cambio, que no existen temas limítrofes pendientes con el Perú, por cuanto
existirían tratados internacionales vigentes sobre la materia.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
=0
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
635 De!i/itaci-n actua! (e !as 4ronteras (e! PerE
Las actuales 4ronteras (e! PerE, son producto de un proceso de
consolidación de muchos años, que se inicia en 1821, tomando como base
el Uti possidetis iure de 1810 y se termina consolidando durante el siglo XX.
Sin embargo, no son ajenos a la consolidación de esas fronteras los
Estados del Antiguo Perú. El territorio del virreinato del Perú de 1810, es el
mismo que sirvió de base para formar la República del Perú. No fueron
ajenos a este proceso de consolidación, los esfuerzos diplomáticos de la
cancillería peruana que en algunos casos fracasaron y derivaron en
conflictos armados, tomando protagonismo las Fuerzas armadas del Perú.
Hasta el siglo XÌX, tuvieron un importante protagonismo el Ejército del Perú,
la Marina de Guerra del Perú y la Policía Nacional del Perú en dichos
conflictos, mientras que en los del siglo XX, lo hizo también la Fuerza Aérea
del Perú.
Las fronteras así configuradas, con enfrentamiento bélico o no, culminaron
en una serie de tratados con los países vecinos, ya sean de paz, amistad y
límites o de navegación y comercio, como es el caso de los tratados y
convenios con los vecinos países amazónicos.
Actualmente el Perú es uno de los doce países independientes de América
del Sur. Se localiza en la parte central y occidental de dicha parte de
América, tiene una superficie continental de 1.285.215,6 km² que sumados
a los 991.194.97 km² de mar peruano soberano, totalizan 2.276.410,57 km²;
y un perímetro de 10.796,50 km, incluyendo el océano Pacífico
(denominado en el Perú Mar de Grau) y los límites de las 200 millas en
cada frontera, norte y sur.
Por el Tratado de Paz y Amistad entre Perú y Chile (Tratado de Ancón),
firmado en Lima, el 20 de octubre de 1883, el Perú cedió a Chile el territorio
de la provincia Litoral de Tarapacá, que tenía como límite norte el río y
quebrada de Camarones y, por el sur, la quebrada y río Loa.
Además, las provincias de Tacna y Arica continuarían en poder de Chile
durante diez años, y a su vencimiento, un plebiscito decidiría si dichas
provincias retornaban al Perú o pasaban definitivamente a Chile. El
plebiscito en mención, nunca se realizó. Por el contrario, se habrían puesto
en práctica una política de persecución a los peruanos que vivían en ellas y
una chilenización de ambas provincias.
El 3 de junio de 1929, se firmó en Lima el Tratado y Protocolo
Complementario para resolver la cuestión de Tacna y Arica (Tratado de
Lima ). En virtud de este tratado Tacna retornaba al Perú y Arica pasaba a
integrar, en forma definitiva, el territorio chileno. También en este tratado, se
fijó la línea de frontera entre ambos países, que se describe a continuación:
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
=6
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
• El Hito Nº 1, llamado "Orilla de Mar", a diez kilómetros al norte del puente
del río Lluta (Chile) y al sur de Pascana de Hueso (Perú) y se extiende
hasta el Océano Pacífico en el "Punto Concordia" a 200 metros del Hito Nº
1. Chile sostiene que la frontera se inicia el Hito Nº 1 y se extiende hacia el
Océano Pacífico por el paralelo del Hito 1.
• La línea de frontera sigue hacia el oriente, paralela a la línea del Ferrocarril
de Arica a La Paz, distante diez kilómetros de ella dejando en territorio
chileno las azufreras de Tacora (y también el volcán Tacora).
• La línea de frontera continúa por las sierras de Huaylillas, en dirección
norte, hasta el cerro El Fraile.
• Desde el cerro El Fraile, una línea recta en dirección este, hasta la laguna
Blanca.
• Una línea recta cruza laguna Blanca hasta su extremo nororiental. Desde
allí la línea de frontera continúa hasta la cumbre del cerro Pacocahua, en la
parte sur del caserío Ancomarca (Perú).
• Desde este lugar, otra línea recta sobre la meseta de Ancomarca, hasta el
hito Nº 80 de la frontera entre Perú y Chile, que está a 17º 29' 54" de latitud
sur y 69º 28' 28,8" de longitud oeste (UTM: N8030765,668; E20229603,682;
Zona: 0,000; Factor escala: 4,917).
El artículo quinto de este Tratado y protocolo Complementario (Tratado de Ancón)
establece que, para el servicio del Perú, el "Gobierno de Chile construirá a su
costo, dentro de los 1.575 m² de la bahía de Arica, un malecón de atraque para
vapores de calado, un edificio para la agencia aduanera peruana y una estación
terminal para el ferrocarril a Tacna, establecimientos y zonas donde el comercio
de tránsito del Perú gozará de la independencia propia del más amplio puerto
libre".
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
=2
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Sobre el límite marítimo ha surgido una controversia entre la República del Perú y
la República de Chile, a partir del supuesto peruano que la delimitación del límite
marítimo entre ambos países estaría aún sin determinar; Chile sostiene, en
cambio, que no existen temas limítrofes pendientes con el Perú, por cuanto
existirían tratados internacionales vigentes sobre la materia.
8"/ites actua!es
Perú actualmente tiene una superficie continental de 1.285.215,6 km² y un
perímetro de 6.130,228 km. La mayor longitud de frontera y una de las más
agrestes, es con Brasil, la cual tiene una longitud de 2.822,496 km entre la boca
del río Yavarí y la boca del río Yaverija en el Acre y se desarrolla íntegramente en
selva amazónica y la de menor longitud, con Chile de apenas 169 km entre la
meseta de Ancomarca hasta el punto denominado Concordia en el océano
Pacífico a 200 metros del Hito Nr 1 llamado "Orilla de Mar". Los límites totales
según su mayor o menor longitud, son:
• Límite Perú-Brasil: 2.822,496 km desde la boca del río Yavarí hasta la boca
del río Yaverija en el Acre.
• Límite Perú-Ecuador: 1.528,546 km desde la boca de Capones hasta la
boca del Güepí en el río Putumayo.
• Límite Perú-Colombia: 1.506,06 km desde la boca del río Güepí hasta la
confluencia del río Yavarí con el río Amazonas.
• Límite Perú-Bolivia: 1.047,160 km desde la boca del río Yaverija en el Acre
hasta la meseta de Ancomarca, en 17ª 29' 57" de latitud sur y 69º 28' 28" de
longitud oeste (UTM: N8031396,478; E20229373,478; Zona: 0,000; Factor
escala: 4,917).
• 8"/ite PerEFC*i!eN 6AG O/. desde la meseta de Ancomarca, en 17ª 29' 57"
de latitud sur y 69º 28' 28" de longitud oeste (UTM: N8031396,478;
E20229373,478; Zona: 0,000; Factor escala: 4,917) hasta el punto
denominado Concordia (18º21'03" Latitud Sur) en el Océano Pacífico a 200
mts del Hito 1 llamado "Orilla de Mar". Chile sostiene que es hasta el Hito
Nº 1.
• Litoral en el Mar de Grau: 3.079,50 km, desde el límite con el Ecuador en el
talweg de la Boca de Capones en el norte hasta el límite con Chile en el
punto Concordia en la orilla del mar. Chile sostiene que es hasta el paralelo
del Hito 1 de la línea de la Concordia en 18°21'03" de latitud sur.
Todos los límites del Perú, con sus vecinos y el Océano Pacífico, suman un total
de 10.152,762 km de longitud perimetral. Estos límites fueron aprobados en el
Congreso de la República, mediante la Ley Nº 24650 del 19 de marzo de 1987.
El Perú, geográficamente, limita, en virtud de la Ley Nº 24650:
• Por el norte: con Ecuador y Colombia.
• Por el sur: con Chile.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
=5
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
• Por el este: con Brasil y Bolivia.
• Por el oeste: con el Océano Pacífico o Mar de Grau.
La línea costera del Perú tiene una extensión de 3.079,50 km, desde el límite con
Ecuador hasta el límite con Chile. Este mar adyacente a las costas del Perú,
presenta características singulares que determinan la existencia de una importante
biomasa de plancton y fitoplancton, más de 600 especies de peces y una gran
variedad y cantidad de mamíferos marinos, moluscos y crustáceos, entre los
géneros más importantes de la fauna marina. Adicionalmente, en su plataforma
continental y otras áreas submarinas, el Perú posee petróleo, gas natural y
diversos recursos minerales y energéticos.
La Constitución peruana establece que el dominio marítimo del Perú comprende el
mar adyacente a sus costas, así como su lecho y subsuelo, hasta la distancia de
200 millas marinas (artículo 54º). Mediante la Ley Nº 23856 del 24 de mayo de
1984 se dio la denominación de Mar de Grau al dominio marítimo del Perú. El
Ministerio de Relaciones Exteriores del Perú viene coordinando con la Marina de
Guerra la realización de los trabajos de campo que permitan determinar la línea de
base desde la cual se medirán con precisión los linderos del dominio marítimo
peruano (Resolución Suprema No. 274-003-RE de 7 de noviembre de 2003).
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
==
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
En 2005, fue aprobada y promulgada la Ley 28.621, de Líneas de Base del
Dominio Marítimo del Perú, que son sucesiones de puntos que determinan donde
termina el borde costero y, en consecuencia, empieza el mar territorial
propiamente tal. En 2007, en cumplimiento de dicha ley, se publicó una nueva
cartografía marítima peruana, estableciendo las líneas de bases y la proyección de
límite exterior del mar territorial peruano hasta la distancia de 200 millas marinas,
abarcando en el sector sur una zona de cerca de 38.000 km², considerados como
soberanos por Chile, destacándola en la misma como un "Área en Controversia".
TACNA
9E,EPA GE;G9L)0CA3

La Cordillera de los Andes divide a este departamento en dos vertientes; la
Pacifico, por donde bajan los ríos Locumba, Sama y Caplina y la del
Titicaca, cuyos principales ríos son el Maure (tributario del Desaguadero) y
su afluente el Uchusuma.
La Capital del Departamento es Tacna, tiene 4 provincias: Candarave,
Jorge Basadre, Tacna y Tarata, de estos las Provincias limítrofes son Tacna
con Chile y Tarata en su extremo este con Bolivia; y estas provincias
cuentan con 18 distritos en total.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
=?
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
EC;N;:MA3
Es un departamento que desarrolla la actividad minera y agrícola. Sus
principales cultivos permanentes son la oliva, la uva, el peral, el melocotón y
el durazno. Los principales cultivos transitorios son el maíz amiláceo, la
papa, el orégano, el ají y el trigo. La especie de ganado es el Vacuno, Ovino
y Porcino y en minería, destaca la extracción y refinación de cobre
(Yacimiento de Toquepala ubicado en la Provincia de Jorge Basadre que no
es fronteriza)3 Sin embargo, su desarrollo está fuertemente condicionado
por la escasez de recursos hídricos y, consecuentemente, es muy
restringida la producción de energía eléctrica. El 95% de la energía eléctrica
es generado por las centrales hidroeléctricas de Aricota Ì y ÌÌ – con una
potencia instalada de 24.4 y 12.2 KW., respectivamente, y utilizan las aguas
de la laguna, además de generar electricidad, para irrigar las pampas de Ìte
y la Yarada. Sin embargo, estos servicios se ven permanentemente
amenazados por el descenso de las aguas de la laguna de Aricota y la
generaliza escasez de agua en la zona.
La agricultura en los valles de Tacna y Tarata está dedicada a los cultivos
de vid, caña de azúcar, papa, algodón, trigo, alfalfa, ajos y frutales,
destacando entre estos últimos los de olivo y pero, considerados los más
representativos. El 80% de los olivares se encuentran en la zona de la
irrigación La Yarada y el resto en Mogollo.
La información sobre estructura de la superficie agropecuaria, tamaño de
las unidades agropecuarias, principales cultivos y población pecuaria se
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
=A
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
ciñe a lo consignado en el ÌÌÌ Censo Nacional Agropecuario 1994 (ÌÌÌ
CENAGRO), realizado por el Ìnstituto Nacional de Estadística e Ìnformática
(ÌNEÌ). El departamento de Tacna tiene a 8 889 unidades agropecuarias
(UA) con 625 938 ha. El 98,9% de las UA tienen tierras y el 1,1% no las
poseen, dedicándose exclusivamente a la crianza de animales.
La ciudad de Tacna siempre ha comercializado con la ciudad de Arica, a la
que esta unida por razones geográficas. Por su falta de recursos naturales,
Arica siempre ha adquirido artículos de primera necesidad en Tacna, que a
su vez ha sido y sigue siendo el lugar natural de transito para los productos
chilenos hacia el resto del Perú.
La actividad comercial es de gran importancia en Tacna, especialmente la
desplegada en los mercadillos, donde se comercializan los productos que
entran tanto por Arica (desde Ìquique) como por el Puerto de Ìlo
(Moquegua). El notable incremento del comercio se manifiesta también en
el mayor número de agencias bancarias y de aduana que se ve en la
actualidad en Tacna. La ex zona de Tratamiento Especial Comercial de
Tacna (Zotac) consiguió dinamizar la economía tacneña al obligar a los
comerciantes informales a entrar en la formalidad; pero no logró desarrollar
significativamente industria alguna.
A pesar de las continuas modificaciones que ha sufrido la legislación sobre
el comercio en Tacna, este ha crecido y prosperado. Sin embargo, los
mismos comerciantes de los mercadillos reconocen que cerca del 20% de
sus compañeros ofrecen mercaderías adquiridas de contrabando; asimismo
la existencia de la Zotac generó el sistema de "chacales¨, es decir, grupos
de contrabandistas que compraban en Tacna, como turistas, para abastecer
a comerciantes mayoristas de Lima.
8A EQ <;TAC @ 8;, CET0C;,3
La zona de Tratamiento Especial Comercial o Zona Franca Comercial de
Tacna, se creó a principios de los 90 con la intención de combatir el
contrabando y reducir la gran influencia económica que en esta ciudad
fronteriza ejercía la vecina Arica, estableciendo un régimen aduanero
especial para los artículos ingresados por el puerto de Ìlo y el aeropuerto de
Tacna, que pagaban un arancel de solo 10% en lugar del usual 25%.Los
comerciantes además, gozarían de la exoneración del impuesto general a
las ventas (18%) para los artículos comercializados dentro de Tacna. La
Zotac tuvo tal acogida que, al cumplirse el primer año de su
establecimiento, los comerciantes ariqueños ya expresaban su
preocupación porque el volumen normal de sus ventas se había reducido
en un 50%; asimismo, en Tacna se había recaudado para entonces mas de
ocho millones de dólares por concepto del arancel del 10%. La Zotac no
solo redujo radicalmente el contrabando proveniente del eje Ìquique-Arica,
sino que generó importantes ingresos aduaneros, con los que se construyo
la recientemente terminada carretera costanera Tacna-Ìlo. La recaudación
del arancel único del 10% se repartía según la reglamentación legal de la
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
=B
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
siguiente manera: 7% al municipio de Tacna, 42% al Proyecto Especial
Tacna, 3% a la Municipalidad de Alto de la Alianza, 2% a la Comisión
Nacional de Zonas Francas y 17% a la zona franca industrial de Ìlo (Zofri-
Ìlo). La ley de creación de la Zotac preveía que este régimen preferencial
durase 15 años; sin embargo, ante su fracaso como promotora de
actividades industriales, ha sido reemplazada por el sistema de los Ceticos,
que ha sido duramente cuestionado por la población tacneña que veía en la
Zotac una interesante alternativa a la influencia de Zofri-Ìquique. La ley de
creación de los Ceticos (Centros de Exportación, Transformación, Ìndustria,
Comercialización y Servicios), que plantea el desarrollo del eje Ìlo-Matarani-
Tacna, da a las industrias que en ellos se establezcan las mismas
facilidades que ofrecía la Zotac (exoneración del impuesto a la renta y
arancel cero), pero con la condición de exportar como mínimo el 80% de la
producción; si el industrial quiere introducir parte de su producción en el
mercado nacional, deberá pagar todos los impuestos vigentes.La pobreza
alcanza el 26,70% y la extrema pobreza 5,20%.
,0T7AC0RN DE 8A, P9;>0NC0A, )9;NTE90<A,3
Tacna3- Tiene una población de 250,509 habitantes, en un área de 8,252.44
Km
2
, con una densidad poblacional de 30.36 h/Km
2
, el 91.20% sabe leer, el
35.40% tiene primaria completa, el 57.60% de la población es menor de 30
años, el 78% habla castellano, el 1.5% de la población menor de 18 años
no tiene partida de nacimiento, y el 1.40% de la población mayor de 18
años no tiene DNÌ, el 62,50% de la población usa electricidad y gas como
combustible, el 79,50% tiene vivienda propia, el 90,10% cuenta con
alumbrado eléctrico, el 77,20% tiene agua dentro de su casa y el 76,10%
tiene servicios higiénicos dentro de su casa.
Tarata.- Tiene 6,630 habitantes, en un área de 2,775 Km
2
, con una
densidad poblacional de 2.39 h/Km
2
, el 83.80% sabe leer, el 60.50% de la
población tiene estudios de primaria completa, el 50.60% de la población es
menor de 30 años, el 83.80% habla castellano, el 1.40% de la población
menor de 18 años no tiene partida de nacimiento, y el 2.40% de la
población mayor de 18 años no tiene DNÌ, el 6,60% de la población usa
electricidad y gas como combustible, el 85,80% tiene vivienda propia, el
63,40% cuenta con alumbrado eléctrico, el 71,90% tiene agua dentro de su
casa y el 39,10% tiene servicios higiénicos dentro de su casa.
63= Te/as pen(ientes
El futuro de la relación estará determinado tanto por la solución de los
problemas del pasado y del presente como por la calidad de las políticas
prospectivas que los interesados adopten. Una solución a los problemas
históricos entre las partes -la sa!i(a soberana a! /ar (e Ho!ivia !a
(e!i/itaci-n /ar"ti/a peruanoFc*i!ena-, la organización de una relativa
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
=C
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
equivalencia geopolítica -derivada de la devolución de la cualidad marítima
boliviana-, la disposición a la convergencia de alineamientos externos -por
ejemplo, relaciones simultáneas de cooperación con Estados Unidos y la
Unión Europea-, la generación más visible de medidas de fomento de la
confianza sustantivas, la cooperación en la confrontación de amenazas
globales y en emprendimientos de seguridad colectiva y un equilibrio
estratégico entre las potencias del Pacífico son indispensables para superar
los desencuentros del pasado.
En el ámbito interno, un condicionante mayor para recuperar los niveles de
cooperación y luego superarlos, será el restablecimiento de las capacidades
de gobernabilidad democrática en nuestros países -especialmente en
Bolivia y Perú-, el incremento de la performance económica -en el caso de
Perú y Chile- o el restablecimiento de sus fundamentos -en el caso de
Bolivia-, al tiempo que se incorporan incrementalmente contenidos de
equidad en las políticas correspondientes. La perspectiva de crecimiento
global en los próximos dos años brinda un marco adecuado para este
emprendimiento, en la medida en que la incidencia de factores
perturbadores -como el inminente incremento de las tasas de interés
norteamericanas, las tendencias inflacionarias derivadas de los altos
precios del petróleo, el redireccionamiento de los flujos de capital entre
países desarrollados, el impacto comercial de una eventual nueva
frustración de las negociaciones comerciales multilaterales, la
concentración del esfuerzo europeo en la expansión hacia el Este o la
desaceleración del crecimiento chino-, no frenen el crecimiento económico.
En el ámbito externo, si bien los procesos derivados de la interacción
espontánea de actores no estatales tenderán a generar más cooperación
que conflicto entre las partes, éstos deben ser, dependiendo del caso, mejor
promovidos, regulados o controlados por los gobiernos. Los Estados, a su
vez, deben ser responsables de la creación de ciertos vínculos sociales
como la provisión de servicios públicos conjuntos (en las fronteras, por
ejemplo), mientras que su rol regulador de flujos sensibles como el de
migraciones, por ejemplo, debe incrementarse.
Si el futuro de la relación entre Perú y Chile depende de la solución de los
problemas del pasado y del presente, es evidente que el escenario de
cambio consecuente implica la alteración de las tendencias predominantes
hacia un tipo de relación que tiene referentes inmediatos en la historia
contemporánea: los procesos de articulación franco-alemán en la
construcción del nuevo orden europeo, el brasileño-argentino en la
organización del MERCOSUR y el ruso-norteamericano en el plano de la
reestructuración del sistema internacional son las más visibles entre
potencias rivales que reorientan sus esfuerzos hacia la generación de
fuerzas de cohesión que, respetando los intereses nacionales, confrontan la
emergencia de muy poderosas fuerzas de fragmentación. En ninguno de
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
=G
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
estos casos, la aproximación de contrincantes ha supuesto para ellos la
condición de pérdida de status o de capacidad de poder. Más bien, ha
ocurrido lo contrario: los Estados comprometidos o se han fortalecido o
están en proceso de recuperar el potencial perdido mientras superan los
costos intolerables de las crisis preexistentes.
Si, en cambio, el futuro de la relación entre Perú - Chile permanece
dominado por las tendencias del pasado que organizan la competencia
mediante la potenciaci-n eKc!uente (e !os Esta(os naciona!es. esa
perspectiva ser$ sostenible en tanto la capacidad de adquisición de poder
de estos Estados sea suficientemente como para organizar un sistema de
balance de poder en un contexto poco propicio. Pero, bajo condiciones de
emergencia de fuerzas de 4rag/entaci-n representa(as por !as propias
incapaci(a(es naciona!es. por e! arraigo de actores antisistémicos que
ingresan al escenario político desprovistos de institucionalidad, que se
incorporan al campo de seguridad como representantes locales de las
denominadas amenazas globales o que permanecen injusta y
peligrosamente marginadas por las tendencias excluyentes de políticas
nacionales e influencias transnacionales que erosionan la cohesión
nacional, el escenario de la competencia sobre la base de un Estado-
nacional de soberanía creciente no parece el más viable.

Cap"tu!o 2
Di4eren(o 8i/"tro4e :ar"ti/o PerE F C*i!e
236 Posici-n (e PerE
Hace 60 años el Perú reservó el derecho de extender su soberanía hasta las 200
millas, y en ese periodo el mundo ha experimentado una gran evolución de los
diferentes espacios marítimos, llevada a cabo especialmente durante la negociación
de la Convención de Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar, donde nuestro país
participó activamente en defensa de la tesis de las 200 millas; sin embargo, por
razones que pasaremos a analizar, con nuestro vecino del sur se viene
manteniendo un "modus vivendi¨, que estaría dejando a Tacna casi sin mar.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
?0
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Para reflexionar sobre el tema de la delimitación marítima, es indispensable
recurrir a un instrumento universal, del cual forman parte más de 150 países,
aunque lamentablemente el Perú todavía está al margen. No hay duda de que
debemos formar parte de la Convención sobre el Derecho del Mar de 1982
(Convemar), pero por
diversos aspectos
internos de carácter
político aún está
pendiente esa decisión,
pese a que estamos
obligados a cumplir la
mayoría de las normas
de la Convemar que
regulan de manera
universal los diversos
usos de los mares y
océanos. En el caso que
el Perú recurriera a la
Corte Ìnternacional de
Justicia, para buscar
una solución pacífica a
los problemas limítrofes, la Corte o cualquier instancia internacional, no tendrá otro
elemento de juicio que el derecho internacional que comprende la jurisprudencia, la
costumbre y la doctrina, recogidas en la CONVEMAR En este contexto
presentaremos una serie de conceptos básicos, para entender por qué el Perú
afirma que no existe legalmente una frontera marítima establecida y reconocida por
el Estado. Si bien es cierto que en términos generales reconocernos la existencia
de algunos límites, éstos tienen una
aplicación práctica y transitoria, tal
como lo reconoce y aplica la
CONVEMAR en sus artículos 74.3 y
83.3. Estos límites prácticos no deben
prejuzgar la delimitación definitiva.
Con base en la Declaración de Santiago
de 1952, Perú, Chile y Ecuador
acordaron desde 1954 la configuración
de zonas de pesca, determinadas
como áreas de tolerancia para facilitar
el desplazamiento de los pescadores
con escasos recursos de náutica; al
mismo tiempo, el Perú es parte del
sistema mundial de alerta de socorro en
el mar; y en ambos casos se emplean
criterios prácticos que usan los
meridianos y paralelos para definir
zonas marítimas especiales, sin que esto
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
?6
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
signifique acuerdos que determinan las fronteras marítimas. Es así que en diversos foros
internacionales, el Perú ha dejado claramente establecido que al adoptar "onas con
límites de responsabilidad técnica, no significa condicionar las fronteras marítimas de
los países en cuestión.
Para que una frontera esté definida, es regularmente necesario comprometerse
oficialmente mediante un instrumento internacional denominado tratado de límites,
por el cual se establece bilateralmente la delimitación marítima; este tratado debe ser
complementado con un proceso técnico de demarcación, de manera tal que se fije,
mediante coordenadas geográficas, la línea que divide a un Estado del otro.
En el derecho internacional y cuando se refiere al mar, se establecen diferentes
espacios marítimos y normas específicas para su delimitación hasta alcanzar las 200
millas (mar territorial, zona económica exclusiva y plataforma continental), extremo
que limita con la alta mar, zona más allá de la jurisdicción de los Estados, es decir,
más allá de las 200 millas. Los Estados para fijar su frontera o su límite externo
con la alta mar, cuando no se tiene ningún otro país al frente, no necesitan realizar
negociación alguna con ningún país, porque esa frontera es con el mundo en
general, es un espacio libre, debajo del cual están los fondos marinos o
simplemente denominada -la zona- declarada patrimonio común de la humanidad.
El Perú para establecer ese límite externo debe proceder de manera autónoma y
unilateral, respetando las normas que establece la CONVEMAR para tal fin. El
primer paso para este propósito ha sido determinar las líneas de base a lo largo de
la orilla del mar de su propio territorio, para luego proyectar esta línea hasta las 200
millas frente a la dirección general de sus costas.
Se cumplió con este requisito en el 2005, cuando el
Estado peruano promulgó la ley de líneas de base y su
artículo cuarto estableció el "limite externo¨ últimamente,
según D/S N° 047-2007 se ha aprobado la cartografía
del límite exterior del sector sur del dominio marítimo del
Perú.
En general, todas las demás fronteras marítimas son de
carácter bilateral, Para el espacio continental el Perú tiene un tratado con cada país
limítrofe, donde se establece cuál es el límite que nos divide, es decir, la frontera con
cada uno de ellos. Con Ecuador el Protocolo Río de Janeiro (1942); con Colombia
el Tratado Salomón-Lozano (1922); con Brasil el Tratado de Demarcación, Comercio
y Navegación (1909); con Bolivia el Protocolo Concha-Gutiérrez (1932) y con Chile el
Tratado y Protocolo Complementario para resolver la cuestión de Tacna y Arica (1929). Por
lo tanto, las fronteras marítimas del Perú están pendientes y deben definidas, en el
norte con el Ecuador mediante un acuerdo especifico; igualmente en el sur con
Chile, pero para el caso del oeste, el límite con la alta mar, debemos tomar las acciones
que el derecho Ìnternacional establece. Es importante mencionar que en el mundo
existen más del 50% de países que todavía no han definido sus límites marítimos, lo
cual significa que la delimitación marítima es problemática actual y futura para el
mundo del siglo XXÌ.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
?2
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
"N"#I$I$ C%&N&#'GIC&
Según Decreto Supremo del 1 de Agosto de 1947, el Presidente José Bustamante y
Rivero proclamó la soberanía del Estado y la jurisdicción nacional sobre el mar
adyacente a las costas del territorio nacional en una comprendida entre esas
costas y l ínea imaginaria paralela a ellas, t razada sobre el mar a una distancia de
doscientas millas marinas; sin embargo, recién en noviembre de 1994 entra en la
Convención sobre el Derecho del Mar, mediante la cual todos los países con un
reconocimiento universal de los diferentes espacios que conforman las 200 millas..
En el Decreto de 1947, el Perú reserva el derecho para demarcar zonas de control
siguiendo la dirección de los paralelos geográficos, cayendo con ello en un
absurdo técnico, ya que de esa forma no se determina una línea paralela a la
costa. El criterio de los paralelos y meri di anos es una práctica que permite
situarse fácilmente en la tierra, pero obvia la dirección general de la costa y
desvirtúa el espíritu de establecer una línea paralela frente a toda la costa. Si n
embargo, este absurdo es superado por la misma norma cuando establece la
temporalidad jurídica de su aplicación, ya que puede ser modificada conforme
cambien las circunstancias y/o nuevos descubrimientos. Al mismo tiempo, también se
reserva el derecho de extender a través de las islas nacionales, a partir de su contorno,
un espacio de 200 millas; esta disposición es contraria al absurdo técnico de seguir los
paralelos ya que define otro límite distinto. Por estas razones desde 1947 hasta el
2005 no se tuvo una clara definición cartográfica nacional de la real extensión de las
200 millas.

Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
?5
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Grafico 1

Después de 1947, para la defensa de las 200 millas se unieron Perú, Chile, y Ecuador
y acordaron lo que se conoce como la Declaración de Santiago de 1952, que hoy en
día Chile pretende imponer como el instrumento que delimitó nuestras fronteras
marítimas, mediante una línea imaginaria que sigue la dirección del paralelo
geográfico del punto donde la frontera terrestre común llega al mar.
Debe quedar claro que todo tratado o contrato tiene una finalidad, por ello no se le
puede atribuir un alcance que éste no tiene, es más, este instrumento tuvo por
finalidad defender la tesis de las 200 millas, mediante una política marítima
internacional en la cual además, los tres países se reconocen un espacio m$nimo de
'44 millas, adyacente a sus costas.
Con ello, de manera implícita, se deja de lado el concepto de seguir la dirección de los
paralelos geográficos; porque la única forma de obtener como mínimo 200 millas,
es midiéndolas frente al mar, no de costado como establece el paralelo geográfico, ya
que la costa peruana tiene una inclinación hacia el sureste, desde la Punta Pariñas
en Piura-Talara, hasta el punto Concordia en Tacna. Al mismo tiempo, por una
inquietud y sugerencia del Ecuador, el Perú aceptó en el artículo cuarto una norma de
excepción a fin de que, casi la integridad del Golfo de Guayaquil quedara en aguas
jurisdiccionales ecuatorianas.
Esta norma de
excepción establece
como condición sine qua
non, la existencia de islas
continentales cercanas a
la zona fronteriza, que
entre Perú y Chile no
existen, sólo se dan en el
Golfo de Guayaquil, la
Ìsla Santa Clara, y más
al norte, casi frente a
Salinas, la Ìsla La Plata.
Estas islas técnicamente
tienen una influencia que no necesariamente debe proyectarse en todo su contorno
y se extienden hacia el sur hasta la línea que sigue la dirección del paralelo geográfico
de la "Boca de Capones¨, punto común de la frontera terrestre en el mar. Por esta
razón, aceptamos que existe una obligación con el Ecuador mas no con Chile, país que
pretende sacar ventaja de esta norma de excepción generalizando la aplicación del
compromiso aplicable sólo cuando existan islas continentales cercanas a la zona
fronteriza. Es importante recalcar que entre Perú y Chile no existen islas cercanas
a las 200 millas de la zona fronteriza.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
?=
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Por lo tanto, concluimos que la Declaración de Santiago no es un tratado de límites
fronterizos, sólo contiene un compromiso entre Perú y Ecuador como norma de
excepción para el caso de las islas que debe ser formalizado mediante un acuerdo
específico, pero no delimita la zona de jurisdicción con Chile, más bien ratifica que los
Estados deben tener como mínimo 200 millas de mar adyacente.
Después de la Declaración de Santiago, en 1954, se evidenció que flotas pesqueras de
ultramar pretendían desconocer la zona marítima de las 200 millas establecidas por
Perú, Chile y Ecuador; además se generó una serie de protestas de las principales
potencias marítimas, estas acciones internacionales nos condujeron a la firma de
compromisos adicionales entre nuestros países para evitar la depredación irracional de
los recursos vivos; entre otros, se firmó un Convenio sobre ZONA Especial Fronteriza,
para fijar un área de tolerancia que permitiera a las pequeñas embarcaciones
pesqueras con escasos recursos de náutica tener un margen de ubicación
adyacente a la zona fronteriza común.
En aquella época no existían los Ìnstrumentos tecnológicos o la preparación
necesaria para que las pequeñas embarcaciones realicen una navegación precisa,
por lo que se optó como referencia una zona especial fronteriza, donde se
Determinaron algunos límites, pero no fronteras marítimas precisas. Si bien es
cierto que expresamente el acuerdo refiere al paralelo geográfico como "límite
marítimo entre los dos países¨, debemos entender que la referencia al paralelo es
carácter práctico para la ubicación de las pequeñas embarcaciones pesqueras,
debido a que el paralelo geográfico se puede definir con una simple observación
del astro solar al medio día; asimismo, la confirmación de "límite marítimo¨ sólo
puede entenderse como está expresamente redactado "entre los dos países¨
porque legalmente es solamente aplicable a Perú y Ecuador, como norma de
excepción en el caso de islas continentales. La zona de tolerancia que se respeta
desde 1954, no tiene los alcances de un tratado de fronteras por varias razones:
primero, porque fija un área de 20 millas, y las fronteras no se definen en una
incertidumbre de 20 millas que significa unos 38 kilómetros; segundo, el área no
comienza en la orilla del mar, sino desde los 1' millas, no estipula claramente
donde termina, ni tampoco que se extiende hasta las 200 millas y, además, no
comprende el suelo y subsuelo marinos.
Éste es un convenio que el Perú ha denominado como un compromiso de carácter
pesquero, que no tiene las formalidades de un tratado de fronteras marítimas, y
que, además, en su propio texto establece que forma parte y no deroga lo
establecido en la Declaración de Santiago en 1952. Recordemos que los tres
países se reconocieron una zona marítima como mínimo de 200 millas frente a sus
costas.
Posteriormente, en 1955, para consolidar la política internacional en la defensa de las
200 millas, se firmó un Protocolo de Adhesión a la Declaración de Santiago, invitando
a otros países a ser partícipes de la necesidad de establecer un área adyacente de
soberanía y jurisdicción hasta las 200 millas, en resguardo de los recursos naturales
de los países ribereños.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
??
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
En ese contexto, los gobiernos hacen un reconocimiento expreso de que realmente la
Declaración de Santiago no establece ninguna delimitación marítima, más bien se
ratifica su finalidad orientada a consolidar la tesis de las 200 millas; es decir, la
adhesión mediante este instrumento establece con meridiana claridad que "no se
afecta el ejercicio del derecho que tiene todo Estado de fijar la extensión y límites de su
zona marítima¨. Además, se reconoce implícitamente que la Declaración de Santiago
no es un tratado de fronteras, ya que "cada Estado al adherirse puede determinar la
extensión de su respectiva zona, ya sea frente a una parte o la totalidad de su litoral, de
acuerdo con la realidad geográfica peculiar¨.
La realidad geográfica es que el Perú tiene una costa inclinada frente a una costa
recta de Chile orientada de norte a sur; por lo cual se debe tener en cuenta el
tratamiento que reconoce el derecho internacional para las áreas adyacentes que
se superponen, bajo los principios de justicia y equidad recogidos en la
CONVEMAR como normas que devienen de la costumbre internacional.
En conclusión, existe una práctica que el Perú adoptó de buena fe durante la
evolución de los nuevos espacios marítimos hasta las 200 millas, y que se podría
denominar como un "modus vivendi¨, que no debe confundirse como si fuera una
costumbre internacional y menos el reconocimiento de un derecho histórico que
Chile puede reclamar en función al tiempo.
Es decir, para que sea una costumbre, tiene que tener dos características,
primero que sea una conducta arraigada en la práctica internacional, es decir, que
tenga un reconocimiento de todos los países concernidos; y, segundo, que haya
una convicción de su obligatoriedad jurídica.
El Perú desde 1980 de manera general, y durante la negociación de la CONVEMAR,
aclaró su posición respecto a las fronteras marítimas, y en 1986 en particular, le
solicitó a Chile definir sus fronteras marítimas aduciendo que el "modus
vivendi¨ en base al acuerdo pesquero de 1954 no es realmente la frontera definitiva que
nos divide.
Tampoco se puede afirmar que existe un derecho histórico, ya que debe haber un
derecho de soberanía de modo claro, efectivo y continuo, que haya una aquiescencia
de toda la comunidad de Estados y que posteriormente se dé un tiempo de uso
inmemorial. Cincuenta años desde el punto de vista del derecho histórico, es un lapso
de tiempo reducido, si razonamos en el orden de lo real, los límites marítimos de los
nuevos espacios tienen un reconocimiento universal recién desde mediados de la
década de los noventa y hasta ahora hay más de 50% de países en el mundo que
aún no han definido sus fronteras Otro aspecto sumamente importante es el no
confundir la frontera marítima con la frontera terrestre, pues, si bien es cierto hay
una conexión entre ambas, ésta se da en un solo punto, donde termina la línea
terrestre en la orilla del mar, a partir de ese punto se iniciará el trazo del límite
marítimo bajo criterios internacionales. Chile, en una argucia que se sustenta en
acciones bilaterales para establecer una señalización náutica desde 1969, pretende
modificar la frontera terrestre.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
?A
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
La frontera terrestre fue fijada por el Tratado de 1929, pero generó una serie de
diferencias en su interpretación, una de ellas fue la determinación del punto donde
se inicia la frontera en el mar, establecido expresamente en el Tratado como el
punto denominado "Concordia¨; ésta situación fue zanjada mediante las comisiones
mixtas que demarcaron y establecieron la línea perpetua que nos divide como
frontera terrestre al Perú y Chile.
En esta zona cercana al océano
Pacífico, la referencia que
establece el Tratado es partir del
puente del Ferrocarril Arica-La Paz,
ya que de manera general la línea
sigue a 10 kilómetros al norte del
Ferrocarril Arica-La Paz, hasta
Bolivia. La línea del Ferrocarril
Arica-La Paz, comienza en Arica y
gira en el río Lluta, 90° grados
hacia el este, punto en el cual se
generó una diferencia de cómo
trazar los 10 kilómetros hacia el
norte. Chile propuso seguir del
puente hacia el norte por un
meridiano, 10 kilómetros y de ahí
trazar hacia el oeste un paralelo
que vaya hasta el mar.
La idea del paralelo viene planteada desde 1930 por Chile, este criterio estaría en
función de la dirección de su litoral que va de norte a sur, por lo tanto, los paralelos se
constituyen como una proyección lógica frente a las costas chilenas; sin embargo,
la Cancillería peruana en una interpretación técnica y legal ajustada a la realidad
geográfica, alcanzó una propuesta, la misma que finalmente se aceptó a fin de
respetar lo dispuesto por el Tratado, es así como se trazó un arco, denominado el
Arco de la Concordia, que va desde el hito N.° 13 hasta la orilla del mar, a través del
cual se mantiene la distancia de 10 kilómetros al punto del ferrocarril de Arica-La Paz
sobre el río Lluta; ver Gráfico (2).
Aunque este Tratado no contempla la delimitación marítima, es importante observar que
en esa época las delimitaciones en el mar tenían como referencia, entre otras, el
continuar la dirección final de la frontera terrestre, situación que confirma nuestro
rechazo, desde aquel entonces, a seguir la línea de frontera mediante los paralelos
geográficos.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
?B
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico

Grafico 2
Existe desde 1930 un plano firmado por el delegado chileno, el plenipotenciario que
negoció y ejecutó la línea demarcatoria entre Perú y Chile, con ello se deja constancia
que hay un reconocimiento total, expreso y perpetuo que Chile está obligado a
respetar. Ver Gráfico (3).

Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
?C
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Grafico 3
En el año 2001 el Congreso de la República promulgó la ley para la delimitación de la
Región Tacna en la que hace mención a los hitos, lo cual ha causado confusión por la falta
de conocimiento del tecnicismo que comprende la demarcación de las fronteras con
nuestros países vecinos; sin embargo, debemos observar que la línea de frontera
está fijada de manera perpetua en una serie de planos debidamente protocolizados
donde los hitos son solo referencias físicas, como el caso del Hito N° 1, colocado
expresamente a una prudente distancia de la orilla del mar -punto Concordia- para
evitar que sea destruido por el oleaje. Además, según el derecho internacional las
fronteras no se pueden cambiar por actos internos y unilaterales.
Esta supuesta imprecisión sería coincidente con una provocación chilena, cuando en
el año 2001, introduce una caseta de vigilancia de la Fuerza de Ìnfantería de
Marina en territorio peruano, pretendiendo con ello hacer valer su soberanía y crear
un precedente internacional de que Chile ocupa el territorio, formado por el triángulo
entre el límite internacional de 1929, la línea del paralelo geográfico del Hito N° 1, y
la línea de la orilla del mar en el Océano Pacífico hasta el punto Concordia Mediante
firme protesta de la Cancillería Peruana se retiró la caseta militar, pero las declaraciones
de las autoridades chilenas no han dejado claramente establecido que Chile reconoce
que ese territorio es peruano. Más adelante se registró, en esa área, el asesinato
ejecutado por miembros de las fuerzas armadas chilenas, de un pobre indigente
peruano que transitaba por esa zona fronteriza, actitud calificada como una nueva
inaceptable provocación.
En los últimos años, se registró la indebida protesta chilena respecto al punto 266, de
la Ley de Líneas de Base, también denominado punto "Concordia¨ en el Tratado de
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
?G
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
1929; posteriormente, la promulgación por el congreso chileno de la Ley de Arica-
Parinacota. De esta forma Chile pretende cuestionar de manera permanente un
pequeño espacio de territorio peruano fijado desde 1930, de 37 mil metros cuadrados
aproximadamente.
No se puede confundir la frontera terrestre, debidamente establecida, con la
pendiente delimitación marítima, con el agravante de permitir que Chile cuestione
nuestro espacio terrestre y pretenda modificar el tramo final que llega al mar, para
favorecer y darle fuerza jurídica a su pretensión de consolidar el absurdo de
proyectar el paralelo geográfico hasta las 200 millas, en el colmo del cinismo este
paralelo se proyectaría desde el Hito 1 y no desde el punto Concordia. Es pues
irracional pretender que Tacna se quede sin mar, y al mismo tiempo recortar los
derechos marítimos de Moquegua y Arequipa, ya que recién a la altura de San Juan de
Marcona se podría mirar de frente al mar hasta las 200 millas.
Para finalizar este resumido análisis, observamos que la Constitución Política del
Perú define en su artículo 54° a su dominio marítimo y establece que las 200 millas
serán medidas desde las líneas de base que establece la ley. En el 2005 el Perú ha
determinado esta línea de referencia fundamental; por ello, a partir de esta fecha,
recién se pueden establecer legalmente nuestras fronteras marítimas.
La Convención sobre el derecho del mar recoge la jurisprudencia, la doctrina y la
costumbre y las consolida en un solo instrumento, y en ella se define cómo los listados
determinan sus fronteras. Por ello el Perú decide ir ante la Corte de Justicia Ìnternacional
de La Haya, a un arbitraje, o a la intervención de un tercero, bajo la óptica
internacional, ningún organismo podría aplicar otra norma que no sea la que está
establecida en este instrumento universal, bajo los principios de justicia y equidad.
Se podría especular que el Decreto Supremo de 1947 nos coloca una camisa de fuerza
con respecto al absurdo de seguir la dirección de los paralelos geográficos para medir las
200 millas, a lo cual debemos anotar que este instrumento interno tuvo la visión de
establecer que la demarcación de esta zona de control podía modificarse conforme
cambien las circunstancias y/ o nuevos descubrimientos. Además las fronteras
marítimas no se fijan por actos unilaterales.
La Declaración de Santiago de 1952 no es un Tratado de Límites, ya que tuvo por
finalidad acordar una política internacional marítima para la defensa de la tesis de las 200
millas. Además, reconoce el derecho de los Estados firmantes de extender su
soberanía y jurisdicción a un espacio mínimo de 200 millas. Este compromiso
internacional, como norma de mayor jerarquía, deroga internamente para el Perú, el
absurdo criterio de los paralelos geográficos.
El artículo ÌV de la Declaración de Santiago, establece un compromiso que el Perú
reconoce y respeta, es decir, una norma de excepción que solo puede ser aplicada
entre Perú y Ecuador, ya que se establece en función de la existencia de islas
continentales cercanas a la zona fronteriza, situación que no registra la zona
marítima peruano-chilena.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
A0
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
El Convenio sobre Zona Especial Fronteriza de 1954 tampoco es un compromiso
demarcatorio de los espacios marítimos, ya que su finalidad es la de evitar incidentes
con las embarcaciones menores de escasos recursos de náutica, para lo cual se crea
una zona de tolerancia pesquera en las zonas fronterizas. Si bien es cierto que
textualmente refiere al paralelo como "límite marítimo entre los dos países¨, esto solo
puede entenderse como válida delimitación, aún pendiente de demarcación, entre el
Perú y Ecuador, de allí la mención a los dos países.
Además, el propio Convenio dispone que este compromiso no modifica ni deroga los
acuerdos alcanzados en la Declaración de Santiago de 1952; por lo tanto, el criterio
para seguir la dirección del paralelo del punto donde la frontera terrestre llega al mar,
solo puede entenderse como una simplificación práctica para referenciar en el mar a
una zona de tolerancia pesquera que se inicia a partir de las 12 millas; además, no
se determina hasta dónde se extiende y no hace referencia alguna al suelo y subsuelo
marinos.
El Protocolo de Adhesión para la defensa de la tesis de las 200 millas alcanzado
en 1955, establece claramente la libertad de los países firmantes para determinar la
extensión de su respectiva zona marítima hasta las 200 millas, ya sea frente a una
parte, o a la totalidad de su litoral, de acuerdo con la realidad geográfica peculiar.
De esta forma se confirma el reconocimiento internacional, recogido posteriormente
por la Convemar, que en la delimitación marítima debe tenerse en cuenta la dirección
general de las costas y en base a los principios de justicia y equidad determinar sus
fronteras. De esta forma queda totalmente descartada, para el caso de la realidad
geográfica peruano-chilena, la aplicación del paralelo geográfico como criterio para
fijar las fronteras marítimas.
La señalización náutica
establecida en la zona
fronteriza peruano-chilena
a partir de 1969, con base
en lo acordado en 1954,
no puede ser tomado
como un acto
demarcatorio, el cual
además, según la ilegal
pretensión chilena,
modificaría la frontera
terrestre fijada
definitivamente en 1930 en
cumplimiento a un Tratado
de Paz, Amistad y Límites.
Esta pretensión chilena es inaceptable ya que desconoce un Tratado perfectamente
establecido y atenta contra la integridad territorial del Perú. Debemos recordar que
existe el compromiso del Presidente de los Estados Unidos de América para velar por
el fiel cumplimiento de este Tratado.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
A6
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
La determinación de las líneas de base ha dado inicio a la impostergable gestión
peruana para: fijar su límite marítimo hasta las 200 millas con la alta mar, y establecer por
acuerdos las fronteras bilaterales con el Ecuador y con Chile. El primer paso ha sido el
cumplimiento del artículo quinto de la ley N° 28261 para determinar la cartografía
que fija el límite exterior de las 200 millas.
La cartografía del límite exterior del sector sur y su depósito ante las NNUU, integra
oficialmente a nuestro dominio marítimo un área de 28.000 km
2
, que supuestamente
quedaba en alta mar y que legítimamente le corresponde al Perú, porque se
encuentra dentro de las 200 millas frente a sus costas y más allá de las 200 millas
frente a Chile.
Finalmente, la única divergencia jurídica que debemos someter ante cualquier
instancia internacional, en la búsqueda de una solución pacífica al injusto "modus
vivendi¨ de seguir la dirección del paralelo geográfico que estaría dejando a Tacna
casi sin mar, se relaciona con la lógica superposición de áreas marítimas frente a
las costas peruano-chilenas, área en controversia fijada en la cartografía del sector
sur del límite exterior peruano. El Perú, en franco acatamiento a las disposiciones
internacionales que se enmarcan en los principios de justicia y equidad, deberá
exigir se reconozca la legítima aspiración de establecer la frontera marítima
mediante la línea media o equidistante de las áreas que se superponen, de manera
tal de incorporar a su dominio marítimo 38.000 km
2
. Ver Gráfico 4
232 Posici-n (e C*i!e
Chile justifica su postura invocando no sólo acuerdos internacionales suscritos por
las partes sino también la conducta de ambos países en materia de observancia
del límite, lo que se denomina actos de "factum propio¨.
Tal como hemos
señalado la demanda
consta de dos partes, la
primera dice relación con
la línea equitativa entre
ambas naciones y la
segunda con el espacio
que Chile reconoce como
mar presencial y que
Perú reclama como mar
territorial.
Chile cuenta con un caso
sólido. El análisis de los
antecedentes jurídicos
que expondremos ratifica
la existencia de límite
entre ambas naciones.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
A2
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
El 18 de Agosto de 1952, Chile, Ecuador y Perú suscribieron la denominada
"Declaración de Santiago¨. En virtud de este instrumento internacional, las partes
contratantes pretendieron ratificar la soberanía y jurisdicción exclusiva de cada
nación hasta una distancia mínima de 200 millas.
La firma de la Declaración de Santiago es fundamental para comprender los
posteriores acuerdos sobre temas marítimos, ya que ellos fueron suscritos entre
las tres naciones con plena certeza de cuál era la línea divisoria en el mar. En
efecto, el párrafo ÌV de la declaración señalaba que “3i una isla o #rupo de islas
pertenecientes a uno de los pa$ses declarantes estuviera a menos de '44 millas
marinas de la "ona mar$tima #eneral +ue corresponde a otro de ellos la "ona
mar$tima de esta isla o #rupo de islas +uedar, limitada por el paralelo del punto en
+ue lle#a al mar la frontera terrestre de los estados respectivos”
El tratadista chileno Hugo Llanos Mancilla sostiene que “*l ejemplo se-alado por
el mencionado número 05 revela en forma incuestionable +ue, para las partes
contratantes, no es la prolon#ación de la frontera terrestre, ni la perpendicular de
la costa, ni la l$nea media, sino un paralelo #eo#r,fico, el +ue delimita sus mares
territoriales Los tres pa$ses no sólo reconocen all$ +ue ese paralelo es el punto en
+ue lle#a al mar la frontera terrestre, sino +ue le atribuyen un car,cter r$#ido e
invariable, cuales+uiera sean las circunstancias particularese&istentes”
En 1954, los países miembros de la Declaración de Santiago suscribieron el
denominado "Convenio sobre Zona Especial Fronteriza¨, que establecía “una
6ona *special, a partir de las 7' millas marinas de la costa, de 74 millas de ancho
a cada lado del paralelo +ue constituye el l$mite mar$timo entre los dos pa$ses” . El
objetivo de esta declaración era
establecer una zona donde se podría
realizar actividades pesqueras, evitando
así las violaciones que se producían
entre las partes cuando se realizaban
faenas de pesca extractiva cerca de las
fronteras marítimas.
Este cuerpo legal constituye una
declaración inequívoca de la existencia
de la delimitación marítima. De lo
contrario, no tendría ninguna utilidad un
convenio que buscara evitar los
traspasos ilegales. Hay que recordar que el acuerdo tenía como objetivo principal
evitar los conflictos que se generaban entre las partes por el constante paso de
pescadores artesanales en las áreas marítimas comprometidas.
Años más tarde, en 1968, la Comisión Mixta de Límites creada en el Tratado de
1929, firmó un acuerdo en que se acordaba la instalación de marcas de enfilación
visibles desde el mar para guiar a los navegantes. El acuerdo establecía que su
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
A5
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
objetivo era mostrar 8el paralelo de la frontera mar$tima +ue se ori#ina en el /ito
N978 Al año siguiente la Comisión Mixta confirmó el acuerdo y firmó un acta
señalando que: “Los !epresentantes de Chile y del )erú, +ue suscriben,
desi#nados por sus respectivos .obiernos con el fin de verificar la posición
#eo#r,fica primi#enia del /ito de concreto número uno :N;7< de la frontera común
y de fijar los puntos de ubicación de las =arcas de *nfilación +ue han acordado
instalar ambos pa$ses para se-alar el l$mite mar$timo y materiali"ar el paralelo +ue
pasa por el citado /ito número uno, situado a la orilla del mar 6” Con este
instrumento se puso fin al proceso de delimitación marítima entre ambas naciones,
quienes habían sabido solucionar sus diferencias de manera pacifica y con apego
a los principios de derecho internacional, tal como lo exigía el nuevo orden que se
había impuesto en el mundo.
A partir de entonces, la conducta de las partes ratifica la observancia de lo
establecido en los tratados. Corresponde destacar la legislación interna de ambas
naciones, los mapas tanto chilenos como peruanos que reconocen el paralelo
como límite marítimo entre ambas naciones, las reglas de sobre vuelo observadas
por las partes y sobre todo lo relativo a las sanciones que se aplicaron hasta 2004
en el puerto de Ìlo a las naves peruanas. En efecto, hasta dicho año, Perú
sancionaba a sus propios barcos pesqueros que fueran sorprendidos ejerciendo
faenas fuera de los límites establecidos en los tratados de 1952 y 1954 y ratificado
en las actas de 1968 y 1969 que, ya habiendo sido sancionados por las
autoridades chilenas, fueran reenviados a Perú.
La segunda parte de la demanda dice relación con la aspiración peruana de lograr
el reconocimiento de un área que Chile considera mar presencial. Esta pretensión
se basa en la proyección de los espacios marítimos que estima dependiente de las
200 millas sobre las que ejerce soberanía. La Corte Ìnternacional podría ser más
receptiva a esta parte de la demanda, en la medida que esta reclamación se
formula sobre un territorio que el derecho internacional reconoce como alta mar.
Previendo esa eventual mayor receptividad, Chile debiera reforzar severamente su
argumento: habiéndose reconocido el paralelo como límite marítimo entre ambos
países y considerando el principio ratificado por la Corte Ìnternacional denominado
"la tierra domina al mar¨ El principio "la tierra domina al mar¨ establece que la tierra
será la fuente jurídica de los poderes que un Estado puede ejercer sobre las
prolongaciones marítimas., Perú no puede realizar su proyección pasando sobre
territorio chileno. Apoya la argumentación chilena nuestra legislación interna que
reconoce la figura del mar presencial.
La Frontera Marítima entre Chile y Perú (Posici-n C*i!ena#
La delimitación de este límite marítimo se origina en la historia del notable
esfuerzo político y jurídico que emprendieron juntos Chile y Perú a partir de 1947,
para obtener el reconocimiento del concepto de las 200 millas de mar, destacada
gesta de países hermanos que en cuatro décadas, permitió superar la dura y terca
oposición de las potencias marítimas.
Antece(entes3
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
A=
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
El artículo segundo del Tratado de Lima de 1929, mediante el cual Chile y Perú
delimitaron su frontera terrestre y resolvieron la cuestión de Tacna y Arica, indica
que:
“la frontera entre los territorios de Chile y el )erú, partir, de un punto “de la
costa” +ue se denominar, “Concordia”, distante die" >ilómetros al norte del puente
del r$o Lluta, para se#uir “hacia el oriente” paralela a la v$a de la 3ección chilena
del ?errocarril de %rica a la )a"”
La posterior Acta del 5 de agosto de 1930, con que las Partes formalizaron la
demarcación de la frontera, llevó a la práctica la delimitación convencional
indicando:
“la relación detallada de la ubicación y caracter$sticas definitivas de los hitos
+ue, “partiendo ordenadamente del océano )ac$fico”, marcan la l$nea de la
frontera chileno peruana, es la si#uiente@ /ito N;7, de Concreto, Latitud 7AB'7B4C,
Lon#itud D4B''BEF, “lu#ar de situación@ Grilla del mar”
6G=B F PerE (e!i/ita sus )ronteras :ar"ti/as3
Un aspecto que nos pareció destacable de los antecedentes revisados, es que de
ellos queda de manifiesto que, contrariamente a lo que algunos han sostenido, ha
sido el Perú quien ha invitado a Chile a realizar los actos con los que se ha
establecido el límite marítimo entre ambos países.
Consideremos inicialmente que la Declaración del Presidente Gabriel González
Videla, del 23 de junio de 1947, que proclamó la soberanía chilena en las 200
millas marinas, no se pronunció respecto a la delimitación lateral o límite marítimo
con el Perú.
La primera fuente jurídica que hace referencia a los límites laterales de la
jurisdicción marítima del Perú con sus vecinos, se encuentra en el Decreto
Supremo N° 781 del 1 de agosto de 1947, por el cual Perú declara soberana y
unilateralmente, que ejercerá control y protección sobre el mar y zócalo adyacente
a las costas de su territorio:
“en una "ona comprendida entre estas costas y una l$nea ima#inaria paralela a
ellas y tra"ada sobre el mar a una distancia de doscientas :'44< millas marinas,
medida “si#uiendo la l$nea de los paralelos #eo#r,ficos”
Perú define entonces, que los extremos Norte y Sur de su zona marítima, son los
paralelos geográficos que se proyectan desde los extremos de su costa
continental. La posterior Ley N° 11.780, conocida como "Ley de Petróleo¨,
promulgada por Perú el 12 de marzo de 1952, indica que "el zócalo continental¨:
“*s la "ona comprendida entre el l$mite occidental de la "ona de la costa y una
l$nea ima#inaria tra"ada “mar afuera” a una distancia constante de '44 millas de la
l$nea de baja marea del litoral continental”
Con esta Ley Perú complementa el D.S. Nº 781 de 1947, aportando la
determinación del punto de inicio de la medición de estas 200 millas, pero no
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
A?
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
modifica su anterior definición respecto a que se han de medir siguiendo la línea
de los paralelos geográficos, confirmando así su voluntad de delimitar este
espacio marítimo entre los paralelos de los extremos de su costa.
El método sostenido por estos actos unilaterales fue incorporado con posterioridad
en la Declaración de Santiago, suscrita por Perú, Ecuador y Chile el 18 de agosto
de 1952, en que los tres países declaran la soberanía y jurisdicción exclusiva
hasta una distancia m$nima de 200 millas. En su párrafo ÌV operativo se indica:
“05 3i una isla o #rupo de islas pertenecientes a uno de los pa$ses declarantes
estuviera a menos de '44 millas marinas de la "ona mar$tima #eneral +ue
corresponde a otro de ellos la "ona mar$tima de esta isla o #rupo de islas +uedar,
limitada por el “paralelo del punto en +ue lle#a al mar la frontera terrestre” de los
estados respectivos”
Hugo Llanos Mancilla explica refiriéndose a esta Declaración que:
“*l ejemplo se-alado por el mencionado número 05 revela en forma incuestionable
+ue, para las partes contratantes, “no es la prolon#ación de la frontera terrestre, ni
la perpendicular de la costa, ni la l$nea media, sino un paralelo #eo#r,fico”, el +ue
delimita sus mares territoriales Los tres pa$ses no sólo reconocen all$ +ue “ese
paralelo es el punto en +ue lle#a al mar la frontera terrestre”, sino +ue le atribuyen
un “car,cter r$#ido e invariable”, cuales+uiera sean las circunstancias particulares
e&istentes”
El mismo 18 de agosto de 1952 los tres países firmaron el Tratado que creó la
Comisión Permanente del Pacífico Sur (CPPS), “para reali"ar los fines se-alados
en la Declaración sobre la 6ona =ar$tima”. Los delegados de Perú, Ecuador y
Chile a la CPPS, reconocen en Actas la delimitación marítima como “el paralelo
+ue parte del punto en +ue la frontera terrestre de ambos pa$ses lle#a el mar”
Colombia adhirió posteriormente a la CPPS, suscribiendo en 1975 un Convenio
con Ecuador, que consagró el paralelo geográfico como la modalidad para señalar
su frontera marítima, usando el mismo criterio empleado por Perú con Ecuador y
Chile. La elección hecha por el Perú en 1947 del paralelo geográfico como límite
marítimo, se recoge entonces por Colombia y Ecuador, como fórmula apropiada
de delimitación, y refleja un procedimiento de aceptación general en la región del
Pacífico Sudeste.
El 4 de diciembre de 1954, Ecuador, Perú y Chile suscriben el "Convenio sobre
Zona Especial Fronteriza¨, que indica en sus considerandos que, las
embarcaciones de poco porte, carentes de instrumental e instrucción náutica:
“producen con frecuencia de modo inocente y accidental, violaciones “de la
frontera mar$tima entre los *stados vecinos”
El párrafo Primero de su parte resolutiva:
“*stablécese una 6ona *special, a partir de las 7' millas marinas de la costa, de
74 millas de ancho a cada lado “del paralelo +ue constituye el l$mite mar$timo
entre los dos pa$ses”
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
AA
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
En ésta hay una inequívoca aceptación de la existencia de una frontera pues, de
no haberla, carece de sentido considerar que puede ser violada.
El Estado Peruano reafirmó lo anterior en su Resolución Suprema N° 23 del 12 de
enero de 1955, en la que se indica:
“CGN30D*!%NDG@ Hue es menester precisar en los trabajos carto#r,ficos y de
#eodesia la manera de determinar la "ona mar$tima peruana de '44 millas a +ue
se refiere el Decreto 3upremo del 7; de a#osto de 7I(D y la Declaración Conjunta
suscrita en 3antia#o el 7A de a#osto de 7IE' por el )erú, Chile y el *cuador
3* !*32*L5*@
7B La indicada "ona est, limitada en el mar por una l$nea paralela a la costa
peruana y a una distancia constante de ésta, de '44 millas n,uticas
'B De conformidad con el inciso 05 de la Declaración de 3antia#o, dicha l$nea no
podr, sobrepasar a la del paralelo correspondiente al punto en +ue lle#a al mar la
frontera del )erú”
La opinión recientemente planteada por algunos tratadistas peruanos, respecto a
que el inciso ÌV de la Declaración de Santiago, es aplicable sólo al límite de su
jurisdicción marítima con Ecuador, se contradice además, con las múltiples
publicaciones cartográficas peruanas de diversa índole, que interpretan
correctamente el sentido de la Resolución Suprema Nº 23. Entre estos cabe
destacar el Atlas elaborado para la Presidencia de la República del Perú, con la
asesoría del Ìnstituto Nacional de Planificación, en el que se indica:
“Nosotros denominamos )ac$fico )eruano a la parte del Gcéano )ac$fico Griental
Jropical situado “entre las latitudes +ue forman las fronteras #eo#r,ficas” del )erú
“hacia el Norte y /acia el 3ur”, y desde las costas hacia el oeste, por una
distancia de '44 millas n,uticas :KCD7 >ms<”
El 6 de mayo de 1955 el Perú ratificó la Declaración de Santiago de 1952 y la
Convención sobre Zona Especial Marítima de 1954. Ambos instrumentos
constituyen un tratado internacional. Para el derecho interno peruano, el Artículo
55 de la Constitución de 1993 le resulta aplicable.
6GAG F PerE C*i!e De/arcan su )rontera :ar"ti/a3
Para comprender correctamente la naturaleza y validez ante el Derecho
Ìnternacional, de los actos demarcatorios que analizaremos a continuación, es
necesario tener en consideración lo indicado en el Artículo 1 de la Convención de
Viena sobre el Derecho de los Tratados:
“a< se entiende por “tratado” un acuerdo internacional celebrado por escrito entre
*stados y re#ido por el derecho internacional, ya conste en un instrumento único o
en dos o m,s instrumentos cone&os y “cual+uiera +ue sea su denominación
particular”
“c< se entiende por “plenos poderes” un documento +ue emana de la autoridad
competente de un *stado y por el +ue se desi#na a una o varias personas para
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
AB
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
representar al *stado en la ne#ociación, la adopción o la autenticación del te&to
de un tratado, para e&presar el consentimiento del *stado en obli#arse por un
tratado, “o para ejecutar cual+uier otro acto con respecto a un tratado”
Recientemente, se ha pretendido desconocer la aplicabilidad del Título ÌV de la
Declaración de 1952, opinando que el Convenio de Zona Marítima de 1954 no
constituyó un reconocimiento de la delimitación de su frontera marítima, siendo
sólo un "acuerdo¨ que por su naturaleza diferente, sería inaplicable a tal fin. A la
luz de la Convención de Viena, tanto la Declaración de 1952 como el Convenio de
1954, son "tratados¨.
Perú ratificó simultáneamente el 6 de mayo de 1955, la Declaración de 1952 y el
Convenio de 1954. Chile ratificó la Declaración de 1952 el 23 de noviembre de
1954, y el Convenio de 1954 el 16 de agosto de 1967.
En 1969, después que Chile ratificara el Convenio de 1954, fueron varios los
documentos y expresiones oficiales en los cuales el Perú refleja su
convencimiento de que el límite marítimo está determinado a raíz de la invitación
de que ambos países construyesen postes o señales de apreciables proporciones
y visibles a gran distancia, en el punto en que la frontera común llega al mar, hito
número uno u orilla de mar.
En estas actuaciones, el Perú convino con Chile en el mes de abril de 1968, por la
vía diplomática, la delegación oficial que concurriría a la reunión con los
Representantes del Gobierno de Chile para estudiar la instalación de los postes de
enfilación visibles desde el mar, destinados a señalar la ubicación del hito número
uno de la frontera peruano – chilena. El Encargado de Negocios del Perú en Chile,
Alfonso Arias-Schreiber Pezet, tuvo a su cargo formalizar estos arreglos.
Estas delegaciones, dotadas de "plenos poderes¨ para ejecutar un acto de
demarcación de conformidad con el tratado de 1954, suscribieron el 26 de abril de
1968 un documento que fue aprobado por sus respectivas Cancillerías, el cual
confirma que el paralelo del Hito Nº1 es el límite marítimo cuando dice:
“!eunidos los !epresentantes de Chile y del )erú, +ue suscriben, en la frontera
chilenoBperuana, acordaron elaborar el presente documento +ue se relaciona con
“la misión” +ue les ha sido encomendada por sus respectivos .obiernos en orden
a “estudiar en el terreno mismo la instalación de marcas de enfilación visibles
desde el mar, +ue materialicen el paralelo de la frontera mar$tima +ue se ori#ina
en el /ito número uno :N; 7<”
Ratificando lo indicado por sus delegados, en agosto de ese año la Cancillería
peruana comunicó a la embajada de Chile en ese país que:
“el .obierno del )erú aprueba en su totalidad” los términos del documento
firmado en la frontera peruanoBchilena el 'F de abril de 7IFA por los
representantes de ambos pa$ses, “referente a la instalación de marcas de
enfilación +ue materialicen el paralelo de la frontera mar$tima”
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
AC
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
El cumplimiento de la tarea lo realiza una Comisión Mixta que el 22 de agosto de
1969, firma una Acta en que indica:
“Los !epresentantes de Chile y del )erú, +ue suscriben, desi#nados por sus
respectivos .obiernos “con el fin de verificar la posición #eo#r,fica primi#enia del
/ito de concreto número uno :N;7< de la frontera común y de fijar los puntos de
ubicación de las =arcas de *nfilación +ue han acordado instalar ambos pa$ses
para se-alar el l$mite mar$timo y materiali"ar el paralelo +ue pasa por el citado
/ito número uno, situado a la orilla del mar,”
Ninguna duda puede existir, de que la intención de ambas partes tras la
construcción de las torres de enfilación, era la de reflejar la frontera marítima que
se origina en el "paralelo del Hito Nº 1¨, que como veremos detalladamente más
adelante, es el punto en que la frontera llega al mar.
La correspondencia oficial del entonces Director de Hidrografía y Faros del Perú
con el Director del Ìnstituto Hidrográfico de la Armada de Chile, para coordinar la
construcción y puesta en marcha de las señales que materializarán la Enfilación
que señala la frontera marítima, es aclaratoria sobre este punto, cuando expresa
como "Asunto¨ de esta documentación:
1. Antecedentes y Características Faro Ìnstalación "Frontera Marítima¨ Perú- Chile.
2. Terminación del Faro Concordia en la "Frontera Marítima¨ Perú-Chile.
3. Características Faro Concordia en la "Frontera Marítima¨ Perú-Chile.
El Derrotero de la Costa del Perú también reconoce este límite marítimo cuando
indica que:
“Joda nave nacional o e&tranjera de cual+uier tipo +ue cruce las “a#uas peruanas”
:'44 millas< a partir del paralelo Norte 4C;'(L N y “paralelo 3ur 7A;'7L 3”, y lado
Geste, en tr,nsito inocente o en demanda de )uerto )eruano”
Por lo tanto, las Notas diplomáticas preparatorias que Perú envió a Chile, las
Actas de la Comisión Mixta que integró, y la documentación posterior de su
autoridad hidrográfica, enmarcado en un proceso bilateral llevado a efecto 13 años
después de haber ratificado los tratados de 1952 y de 1954, constituyen
antecedentes suficientes, para sostener que Perú consideró que estaba
demarcando el límite marítimo con Chile, demarcación que sólo procede realizar
sobre una frontera previamente delimitada.
6GCA & Nuevas i(eas en PerE para revisar !o pacta(o3
En la ÌÌÌ Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar que
culminó con la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar de
1982, la cuestión de los métodos y principios de delimitación del mar territorial, de
la zona económica exclusiva y la plataforma continental fue ampliamente debatida.
A su vez, la jurisprudencia internacional ya había tenido oportunidad de examinar
el mismo tema, y se había inclinado por dar prioridad a los acuerdos celebrados
por los Estados, sin preferir un método sobre otro. La línea media o la línea
equidistante apareció entonces como un método entre otros dentro del proceso de
delimitación.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
AG
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
A partir de 1977 aparecen algunos autores peruanos que buscando aumentar el
área de la jurisdicción marítima peruana, manifiestan la conveniencia de impugnar
la expresa aceptación que ha hecho su país, del límite marítimo existente con
Chile. Estos autores aducen como justificación de lo anterior, supuestos errores
del Perú, al suscribir compromisos internacionales, que "inadvertidamente¨ hacen
extensivo el criterio del paralelo geográfico, apropiado para delimitar la frontera
con el Ecuador, al caso de la frontera marítima con Chile.
Agregan a esto que habría existido un cambio en los principios jurídicos, dado por
la normativa que consagra la Convención de las Naciones Unidas sobre el
Derecho del Mar, lo cual justificaría la conveniencia para el Perú de ratificar esta
Convención. Esta última posibilidad no tiene fundamento a la luz del propio texto
de la Convención que reenvía al acuerdo entre las partes la delimitación.
Además, en el caso de Chile y Perú, el acuerdo de delimitación antecede en
muchos años a la Convención. En los actos realizados por Chile y Perú, a través
de sus representantes altamente calificados, y con aprobación de sus Cancillerías,
no hubo error; por el contrario, llevaron a buen término su misión que por su
alcance no podría admitir una argumentación en torno al cambio de circunstancias
en relación a las de entonces.
A este respecto la Convención de Viena es clara, cuando indica que no se puede
alegar un error como vicio de consentimiento, si el Estado contribuyó con su
conducta al error, o si las circunstancias fueron tales que hubiera quedado
advertido del error; de igual forma excluye un cambio fundamental en las
circunstancias como causal para retirarse de un tratado que establezca una
frontera.
Por otra parte, las disposiciones de la Convención de las Naciones Unidas sobre
el Derecho del Mar corroboran el principio fundamental en materia de delimitación,
ya que expresamente señalan respecto del Mar Territorial, que prevalece el
acuerdo sobre los métodos específicos. Cabe señalar que Chile no ha invocado la
aplicación de criterios diferentes que los empleados por los acuerdos con el Perú,
vale decir, la línea del paralelo como la señalizaron sus representantes en Arica en
1968 y 1969.
En lo relativo a la Zona Económica Exclusiva y la Plataforma Continental la misma
Convención sigue el criterio indicado al referirse a las controversias sobre
delimitación y precisar que:
“Cuando e&ista un “acuerdo en vi#or” entre los *stados interesados, las
cuestiones “relativas a la delimitación”, se resolver,n “de conformidad con las
disposiciones de ese acuerdo”
Como relata Brousset Barrios, en mayo de 1986, el canciller chileno don Jaime del
Valle recibió en audiencia al embajador del Perú don Juán Miguel Bákula, quien
por expreso encargo del canciller peruano don Allan Wagner, expuso por vez
primera la percepción peruana de la existencia de este problema. Posteriormente
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
B0
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
la embajada del Perú entregó un Memorándum fechado el 23 de mayo de 1986 en
que resumió el tema, indicando que la existencia de una zona especial establecida
por la Convención sobre Zona Marítima Fronteriza, “referida a la l$nea del paralelo
del punto al +ue lle#a la frontera terrestre”, era una fórmula que ya no se
adecuaba a las exigencias de seguridad del Perú, y que su interpretación
extensiva podría generar una situación inequitativa y de riesgo.
En este primer planeamiento oficial de la disconformidad del Perú, basado en una
percepción de inequidad, que no estuvo presente durante el largo proceso de
delimitación y demarcación antes detallado, el Sr. Embajador Bákula expresó que
el asunto no resultaba novedoso, pues ya se habían referido a él en sus libros, el
Vicealmirante Guillermo Faura, el profesor Eduardo Ferrero y el Embajador Juan
Miguel Bákula.
Dado el criterio de jerarquía de las fuentes del Derecho, poseen más valor los
tratados internacionales, cualquiera sea su denominación, que los pareceres
doctrinales o las cambiantes fases de las políticas gubernativas, pues siguiendo
estas últimas, se llegaría a una peligrosa condición de inestabilidad de las
fronteras y acuerdos suscritos por los Estados.
En consideración a los antecedentes expuestos, podemos sostener que el límite
marítimo entre el Perú y Chile está inequívocamente definido, que por voluntad y
acuerdo entre ambos países ha sido demarcado y respetado, y en que por tanto
no constituye una materia respecto de la cual corresponda abrir debate.
E! 8"/ite :ar"ti/o origina(o en e! 2ito N°6 F (on(e !a 4rontera !!ega a! /ar3
De acuerdo al parecer del embajador Arias Schreiber, para sostener que la
frontera terrestre no comienza en el Hito Nº1, sino que lo hace en la intersección
con la l$nea de baja marea, de la prolongación al SW de este Hito. En dicho caso,
se toma como referencia una línea imaginaria desde el Hito Nº 1, siguiendo una
dirección hacia el SW, que no considera los actos de señalización efectuados por
las Partes y el establecimiento de la frontera marítima. Tal curiosa interpretación
daría origen a una especie de "triángulo¨, formado por la línea de baja marea, el
paralelo de la frontera marítima y la prolongación al SW del Hito Nº 1 de este arco,
que en opinión del embajador Arias Schreiber correspondería a territorio peruano.
Esto será, lo que analizado a continuación.
8a situaci-n a! año 6G503
Como vimos, esta frontera se origina en el Tratado de 1929 y en la posterior Acta
que fija la línea fronteriza entre Chile y Perú, firmada en Lima el 5 de agosto de
1930. Como vimos, esta frontera se origina en el Tratado de 1929 y en la posterior
Acta que fija la línea fronteriza entre Chile y Perú, firmada en Lima el 5 de agosto
de 1930, que recogió los trabajos demarcatorios efectuados por la comisión mixta
contemplada en el Artículo tercero del Tratado y consignó que:
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
B6
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
“la relación detallada de la ubicación y caracter$sticas definitivas de los hitos +ue,
partiendo ordenadamente del Gcéano )ac$fico, marcan la l$nea de frontera
chilenoBperuana:29)
La relación comienza con el Hito Nº 1, cuya ubicación se especifica como "Orilla
del Mar¨, en las coordenadas geográficas 18º 21' 03¨ Sur y 070º 22' 56¨ Oeste.
Esta Acta refleja el trabajo en terreno efectuado por los delegados Federico
Basadre del Perú y Enrique Brieba de Chile, quienes cumpliendo instrucciones
detalladas de sus gobiernos, determinaron el lugar de emplazamiento del Hito Nº
1, que se materializa a la Orilla del Mar.
Según las instrucciones de los delegados, el punto destinado a marcar la "Orilla
del Mar¨ para los efectos del Tratado, debía quedar a resguardo de las
condiciones de mar, evitando que la demarcación del límite variase en el tiempo.
Ambos gobiernos acordaron entonces establecer este Hito Nº 1, situado en la
"Orilla del Mar¨, con las características y en las coordenadas ya mencionadas,
dando así cumplimiento al Tratado de 1929.
8a situaci-n a! año 6GAC3
Como ya se detalló, el 6 de febrero de 1968, cuando Chile había ratificado el
Convenio de Zona Marítima de 1954, el Ministerio de RR.EE. de Perú invitó a
Chile a construir postes o señales de apreciables proporciones y visibles a gran
distancia “en el punto en +ue la frontera común lle#a al mar”
El entonces Encargado de Negocios a.i. del Perú en Chile, don Alfonso Arias-
Schreiber, confirma este propósito con su nota del 27 de febrero de 1968, y lo
complementa con su posterior nota del 1 de abril de 1968, que indica que estos
postes están “destinados a se-alar la ubicación del hito número uno de la frontera
peruanoBchilena,”
Por ello, con fecha 26 de abril de 1968,(30) la Comisión Mixta, luego de reconocer
el terreno, somete a sus Cancillerías un completo informe en que señala:
“en vista de +ue el paralelo +ue se proyecta materiali"ar” es el correspondiente a
la situación #eo#r,fica +ue para el /ito de concreto N9 7 se-ala el %cta suscrita en
Lima el primero de a#osto de 7IC4, los !epresentantes su#ieren se verifi+ue por
una Comisión =i&ta la posición de esta pir,mide antes de la reali"ación de los
trabajos +ue recomiendan” Recordemos que, en agosto de ese año la Cancillería
peruana comunicó a la embajada deChile en Lima que su gobierno aprobó en su
totalidad los términos del documento del 26 de abril, puntualizando que esos
trabajos se realizaban para materializar el paralelo de la frontera marítima.
En el Acta final suscrita el 19 de agosto de 1969,(31) se dejó constancia que:
“Los !epresentantes de Chile y )erú, +ue suscriben, desi#nados por sus
respectivos #obiernos con el fin de verificar la posición #eo#r,fica primi#enia del
/ito de concreto número uno :N9 7< de la frontera común y de fijar los puntos de
ubicación de las marcas de enfilación +ue han acordado instalar ambos pa$ses
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
B2
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
para se-alar el l$mite mar$timo y “materiali"ar el paralelo +ue pasa por el citado
/ito número uno, situado en la orilla del mar,”
De los documentos se desprende que no hay divergencia entre lo obrado y
aceptado por el Gobierno del Perú en los años 1969 y 1930, pues en ambos casos
llegó a la conclusión que el hito número uno "es el punto en que la frontera
terrestre llega al mar y que en consecuencia allí la línea fronteriza continúa sobre
la base del paralelo¨.
Como ya mencionamos, el Memorándum presentado por la Embajada del Perú,
recordando la conversación sostenida por el embajador don Juan Miguel Bákula,
en mayo de 1986, indica que la zona de 10 millas está: “referida a la l$nea del
paralelo del punto al +ue lle#a la frontera terrestre”. Evidentemente la frontera
terrestre a que alude esta presentación no puede llegar a, o vincularse con otra
línea que no sea la frontera marítima, y el paralelo no es otro que el del Hito Nº 1
cuya señalización para efectos de su visibilidad desde el mar, era precisamente lo
que el embajador Bákula buscaba modificar.
Se debe destacar además, que en ninguno de los documentos examinados,
relativos a la delimitación o demarcación de la frontera marítima y terrestre entre
Chile y Perú, se utiliza el término de la "baja marea¨ a que alude el autor del
artículo que se comenta para justificar su tesis, sino que se emplea el término de
"Orilla de Mar¨ donde se instaló el Hito Nº 1. En consecuencia, no cabe introducir
nuevas nociones para reinterpretar el Tratado de 1929 y su Acta de 1930, y ni
ellas pueden ser utilizadas ahora para tal interpretación. Por lo anteriormente
expuesto, podemos deducir que no resulta válido suponer la existencia de un
"triángulo¨, de naturaleza jurídica discutible, limitado por el paralelo de la frontera
marítima, la costa y la prolongación al SW del Hito Nº 1, del arco auxiliar de
trazado de la frontera terrestre.
La opinión de estos autores, como ya hemos indicado anteriormente, no puede
prevalecer sobre la recta interpretación de los tratados vigentes. Sería
contradictorio con esta línea de interpretación suponer que en 1969 las Partes
acordaron generar en la frontera, un pequeño "triángulo¨ de terreno peruano de
"costa seca¨, llegando en consecuencia “a un resultado manifiestamente absurdo
o irracional”. Resultaría igualmente absurda e irracional una interpretación que,
extendiendo lo indicado anteriormente, condujese a que el límite marítimo entre
los países, cambiase de posición de manera constante debido al desplazamiento
del punto de intersección de este arco auxiliar con la orilla del mar del momento,
originado por el movimiento de las mareas, haciendo carecer de objeto a la
demarcación efectuada en los años 1968 y 1969.
9eacci-n posterior (e! PerE3
Refrendando lo anteriormente expuesto, es apropiado considerar la reacción de
las autoridades del Estado peruano respecto al desplazamiento de la caseta de
vigilancia en territorio chileno, en el sector costero cercano a nuestra frontera con
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
B5
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Perú, en marzo del año 2001. Sin pretender agotar el tema, resulta esclarecedor
reproducir comentarios que muestran una auténtica e ilustrada opinión sobre el
tema.
El 3 de abril del 2001, el canciller del Perú, don Javier Pérez de Cuellar indicó al
diario "El Comercio de Lima¨: “hay una duda sobre si esa caseta ha sido
avan"ada, por lo +ue se espera las precisiones del caso a car#o del =inisterio de
Defensa” En su edición del 4 de abril de igual año, el mismo " El Comercio de
Lima¨ indica: “=inistro de Defensa se-ala +ue despla"amiento de torre se dio en
territorio vecino, Mefe de Jercera !e#ión =ilitar se-ala +ue hubo apresuramiento
en la denuncia” 1a al mediod$a, el panorama se fue aclarando, pues en %re+uipa
el Comandante .eneral de la Jercera !e#ión =ilitar *) Muan Lira Jorres afirmó
+ue el puesto de vi#ilancia chileno no estaba en territorio peruano, incluso el
militar calificó de “apresuramiento” la denuncia hecha por el parlamentario
=inistro Nalter Ledesma@ La información +ue nosotros manejamos hasta este
momento es +ue la caseta chilena se adelantó a metro y medio de la l$nea de la
frontera, pero no dentro de territorio peruano, estoy diciendo cerca de la l$nea de
frontera en territorio chileno, eso es lo +ue nosotros tenemos”
Conc!usiones (e !as percepciones c*i!enas3
!especto del L$mite =ar$timo@
1. Chile y Perú han reconocido, demarcado y respetado el límite marítimo que
separa las aguas y la plataforma continental, incluyendo su subsuelo, sobre
los cuales los respectivos Estados han reclamado y ejercen acogiendo la
posición inicialmente declarada por Perú en 1947.
2. El límite marítimo corresponde al paralelo geográfico del punto en que la
frontera terrestre demarcada alcanza la Orilla del Mar, señalada por el Hito N°
1, como fue establecido por la Comisión Mixta de límites en 1930, de
conformidad al procedimiento acordado entre ambos gobiernos.
3. Este límite marítimo fue inicialmente definido de manera unilateral por Perú en
su Decreto Supremo N° 781 de 1947; recogido en una norma jurídica
multilateral en la Declaración de Santiago del 1952, suscrita por Perú, Ecuador
y Chile; posteriormente reconocido en forma explícita en el Convenio sobre
Zona Especial Marítima, suscrito por Perú, Ecuador y Chile de 1954;
reafirmado por Perú en su Resolución Suprema N° 23 de 1955; demarcado
mediante la erección de faros de enfilación cuya ubicación definió la Comisión
Mixta de 1968-1969; aceptado sin reparos por parte del Perú hasta el 23 de
mayo de 1986 y respetado en la práctica por Chile y Perú hasta la fecha.
4. El método de delimitación marítima empleando el paralelo geográfico se ha
convertido en la fórmula de delimitación de los cuatro países del Pacífico
Oriental de Sudamérica, para fijar su frontera marítima, reflejando un acuerdo
general sobre la materia.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
B=
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
5. No existen en el Derecho
Ìnternacional Público(36)
causales que justifiquen
impugnar, el método
seleccionado de común
acuerdo por Chile y Perú
para fijar y demarcar su
límite marítimo, ni para
adoptar medidas
unilaterales que impliquen
su desconocimiento y revisión.
!especto del L$mite Jerrestre@
1. La frontera terrestre fue delimitada por el Tratado de 1929 y demarcada por
una Comisión Mixta de Límites en 1930, estableciéndose el Hito N°1, donde la
frontera alcanza la "Orilla del Mar¨, en el Océano Pacífico.
2. Los Gobiernos de Chile y Perú reconocen e interpretan adecuadamente de
manera reiterada este "terminus¨ del límite terrestre, como queda de
manifiesto en sus intercambios oficiales de documentos durante la preparación
y formalización de los trabajos de demarcación del límite marítimo en 1968-
1969, de manera que no puede sostenerse que hay una situación territorial y
marítima que contradiga en algún sentido los actos demarcatorios entre Chile
y Perú y desconozca el efecto de las actas de 1968 y 1969.
235 De/an(a ante !a Corte 0nternaciona! (e 1usticia (e 8a 2aa (C012#
La controversia entre el Perú y Chile
está referida a la delimitación del límite
entre las zonas marítimas de los dos
Estados en el Océano Pacifico, que
comienza en un punto en la costa
denominado "Concordia¨ conforme al
tratado del 3 de junio de 1929. La
controversia entre el Perú y Chile
también comprende el reconocimiento
a favor del Perú de una vasta zona marítima que se sitúa dentro de las 200
millas marítimas adyacentes a la costa peruana y por tanto pertenece al Perú,
pero que Chile considera como parte del alta mar.
Las zonas marítimas entre Perú y Chile nunca han sido delimitadas ni por
acuerdo ni de alguna otra forma. El Perú, consiguientemente, sostiene que la
delimitación deberá ser determinada por la Corte conforme al Derecho
Ìnternacional.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
B?
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Sin embargo, Chile sostiene que ambos
Estados han acordado una delimitación
marítima que comienza en la costa y
continúa a lo largo de un paralelo de
latitud. Aun más, Chile ha rehusado
reconocer los derechos soberanos del
Perú sobre un área marítima situada
dentro del límite de 200 millas marinas
desde sus costas (y que se encuentra
fuera de la zona económica exclusiva y
de la plataforma continental de Chile).
Desde los años ochenta, el Perú ha intentado consistentemente negociar las
diversas cuestiones incluidas en esta controversia, pero ha encontrado la
constante negativa chilena a entrar en negociaciones, mediante Nota de su
Ministro de Relaciones Exteriores del 10 de septiembre del 2004, Chile cerró
firmemente la puerta a cualquier negociación.
La jurisdicción de la Corte en este caso se basa en el artículo XXXÌ del
Tratado Americano de soluciones pacificas conocido como el Pacto de Bogotá
del 30 de abril de 1948, esta disposición reza: (ARTÍCULO XXXÌ) De
conformidad con el inciso '; del art$culo CF del *statuto de la Corte
0nternacional de Musticia, las %ltas )artes Contratantes declaran +ue
reconocen respecto a cual+uier otro *stado %mericano como obli#atoria ipso
facto, sin necesidad de nin#ún convenio especial mientras esté vi#ente el
presente tratado, la jurisdicción de la e&presada Corte en todas las
controversias de orden jur$dico +ue surjan entre ellas y +ue versen sobre :a<
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
BA
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
La interpretación de un tratado :b< Cual+uier cuestión de Derecho
0nternacional :c< La e&istencia de todo hecho +ue, si fuere establecido,
constituir$a la violación de una obli#ación internacional :d< La naturale"a o
e&tensión de la reparación +ue ha de hacerse por el +uebrantamiento de una
obli#ación internacional
Tanto el Perú como Chile son partes en el Pacto de Bogotá. Ninguna de las
dos partes mantiene a la fecha reserva alguna al referido Pacto.
Los principios y normas del derecho internacional consuetudinario sobre
delimitación marítima, tal como se encuentran reflejados en las disposiciones
relevantes de la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar
de 1982 ("CONVEMAR¨) y desarrollados por la jurisprudencia de la Corte
Ìnternacional de Justicia y de otros tribunales, constituyen las principales
fuentes de derecho aplicables a la presente controversia.
El principio rector principal sobre delimitación de la zona económica exclusiva
y de la plataforma continental entre Estados con costas adyacentes, recogido
de loa Artículos 74 y 83 de la Convención, es que la delimitación "se efectuará
por acuerdo entre ellos sobre la base del derecho internacional a que hace
referencia el Artículo 38 del Estatuto de la Corte Ìnternacional de Justicia a fin
de llegar a una solución equitativa.¨ Según ha sido interpretado por la reciente
jurisprudencia de la Corte, este principio es básicamente similar al que rige la
delimitación de los mares territoriales de los Estados con costas adyacentes
conforme al Artículo 15 de la Convención, consistente en aplicar la
equidistancia, teniendo en cuenta circunstancias especiales cuando las
hubiere.
De conformidad con el Derecho Ìnternacional, tanto el Perú como Chile tienen
derecho a un dominio marítimo adyacente como prolongación de sus
respectivos territorios terrestres hasta una distancia de 200 millas marítimas
desde sus líneas de base.
A consecuencia de ello y dada la configuración geográfica de la costa, sus
derechos se superponen. Como quiera que ningún acuerdo ha sido alcanzado
por sus partes respecto a la delimitación de sus respectivas zonas marítimas y
en ausencia de circunstancias especiales que cuestionen la aplicación de la
línea equidistante, es la línea equidistante la que permite arribar a un resultado
equitativo. El límite marítimo entre las Partes deberá ser determinado en ese
sentido.
En contraste, una línea divisoria a lo largo de un paralelo que comience en la
costa, conforme a la pretensión chilena, no cumple el requisito fundamental de
arribar a un resultado equitativo y tampoco surge de acuerdo alguno entre las
Partes.
La delimitación debe empezar en un punto en la costa denominado
"Concordia¨, punto terminal de la frontera terrestre establecido conforme al
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
BB
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Tratado y Protocolo Complementario para resolver la cuestión de Tacna y
Arica – Tratado de Lima – del 3 de junio de 1929,cuyas coordenadas son
18°21'08¨ S y 70°22'39¨ W y debe extenderse hasta una distancia de 200
millas marinas desde las líneas de base establecidas por las Partes.
Conforme a normas y principios bien establecidos, del derecho Ìnternacional,
el Perú también tiene derecho a los espacios marítimos que se encuentran
dentro de las 200 millas marinas medidas desde sus líneas de basey que hala
vez se encuentran fuera de las 200 millas marinas medidas desde las líneas
de base chilenas. Los argumentos contrarios esgrimidos por Chile carecen de
mérito alguno.
El Perú solicita a la Corte que determine el curso del límite marítimo entre los
dos Estados conforme al Derecho Ìnternacional, según lo indicado en la
sección ÌV supra e igualmente solicita a la Corte que reconozca y declare que
el Perú posee derechos soberanos exclusivos en el área marítima situada
dentro del límite de 200 millas marinas de su costa y fuera de la zona
económica exclusiva y de la plataforma continental de Chile.
23= 8"/ites /ar"ti/os con Ecua(or
Es pertinente hacer
mención a los últimos
acontecimientos
referentes a la
delimitación marítima
entre el Perú y
Ecuador, dado a que
este tema pendiente se
pretendió emplear
como argumento
chileno para propiciar
el apoyo del Ecuador a
su tesis en este
contencioso ante la
Corte Ìnternacional de
Justicia de la Haya:
Perú y Ecuador fijaron sus límites marítimos en un acuerdo que deberá ser
refrendado por el Congreso peruano y que fortalece la posición peruana en el
diferendo marítimo con Chile ante la Corte Ìnternacional de Justicia de La
Haya.
El canciller José Antonio García Belaunde informó que los dos países
intercambiaron notas diplomáticas -que dijo tienen valor de un acuerdo
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
BC
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
internacional- en las que fijaron su frontera marítima, lo que deja establecido
que los tratados de 1952 y 1954 suscritos por Chile, Ecuador y Perú son
meros convenios sobre pesca.
"Lo que está claro es que los acuerdos de 1952 y 1954 fueron convenios
pesqueros y que recién ahora tenemos un acuerdo de límites con Ecuador que
respeta los paralelos, en la medida en que existen islas; que no es el caso de
la frontera marítima con Chile", precisó el canciller. En la víspera el presidente
ecuatoriano, Rafael Correa, saludó que Perú "en forma clara ha respaldado" la
Carta Náutica de Ecuador en la que se precisan sus límites marítimos.
Perú sostiene un diferendo con Chile en la corte de La Haya por sus límites
marítimos. Perú afirma que la frontera marítima con su vecino sureño nunca
ha sido fijada, pero Chile asegura que quedó establecida en los tratados de
1952 y 1954. Chile buscaba que Ecuador respalde su posición y participe en el
diferendo, mientras Perú prefería que Ecuador se mantenga al margen.
Quito expresó que no tenía interés en intervenir siempre y cuando Lima diera
muestras claras de que no cuestionaría los límites marítimos entre Perú y
Ecuador. El gobierno ecuatoriano presentó en marzo del 2011 su Carta
Náutica a las Naciones Unidas y pidió que Perú la reconozca. Perú y Ecuador
hicieron un intercambio de notas diplomáticas idénticas, que suscribieron los
cancilleres García Belaunde en Lima y su colega ecuatoriano Ricardo Patiño
en Quito.
La cancillería peruana informó que las notas "establecen el paralelo geográfico
como límite marítimo" entre Perú y Ecuador debido a la existencia de islas "lo
que constituye una circunstancia especial".
En tanto, el presidente del Congreso, César Zumaeta, adelantó que el
parlamento dará rápido tratamiento a la ratificación del acuerdo de límites con
Ecuador, procedimiento no es necesario en ese país de acuerdo con la
legislación ecuatoriana.
Cap"tu!o 5
,ituaci-n (e !as re!aciones PerE F C*i!e
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
BG
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
,ituaci-n Po!"tica
Hasta ahora se han enfatizado las diferencias entre Perú y Chile sin observar
elementos manifiestos de semejanza, como el legado del virreinato, tanto en
cultura como en economía, y por otro lado su existencia como estados
independientes con un proyecto político similar que es el republicanismo.
Ambos países emergieron de la desintegración del imperio español como
consecuencia de la invasión napoleónica y la modernidad borbónica compartiendo
una misma cultura. Las coincidencias, en la medida en que forman parte de la
realidad, son inevitables. En efecto, el historiador chileno Sergio Villalobos, al
hablar del mundo intelectual chileno, no sólo tiene que describir el mismo mundo
cultural que existió en el virreinato peruano, ya que era el mismo realmente, sino
que debe mencionar la influencia de los intelectuales limeños, como Hipólito
Unanue, quienes fueron figuras claves en el mundo colonial chileno.
Tanto peruanos como
chilenos estaban inmersos
dentro de una misma
atmósfera cultural, la del
imperio español con todas
sus variantes (ilustración
cristiana, neoescolasticismo,
etc.). Los actores políticos
también de ambos países
en cuanto a su grado de
reflexión y de lecturas era el mismo, una mezcla de tradición española, de
ilustración, de liberalismo francés y ya en menor medida de utilitarismo inglés.
“La emancipación puso fin a la he#emon$a peruana +ue se hab$a mantenido en
los
tres si#los de la etapa virreinal Después resulta insensato hablar de he#emon$as
entredos pueblos de parecido o compensado desarrollo” Sea como fuere, los
desarrollos históricos de Perú y Chile tuvieron características similares. Ambos
países nacieron de las guerras de emancipación contra el Ìmperio Español,
poseían una cultura política similar y se propusieron un régimen republicano
bajo la premisa del ciudadano y el bienestar social. Además, los contextos
ideológicos e internacionales fueron los mismos. Las élites leían los mismos libros,
vivían bajo los mismos paradigmas, y debían responder ante retos similares de las
grandes potencias europeas, en especial a Ìnglaterra y ajustar sus economías a
los ciclos de la economía mundial.
Perú y Chile, como hemos podido ver, casi siempre han vivido momentos de
tensión y de conflicto, que en algunos momentos, se tradujeron en conflictos
atroces que no hicieron más que despedazarnos como naciones hermanas. Es por
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
C0
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
eso que vemos cómo la interrelación entre ambas naciones siempre suele ser un
poco tensa y precisamente es lo que veremos en este capítulo.
La coyuntura política que vivimos junto a Chile es bastante extensa y una tanto
preocupante porque se tratan temas que podrían desencadenar en un conflicto
mayor de no ser tratado de forma responsable y tolerante. El tema político más
álgido que vivimos es la resolución del diferendo marítimo que aún está por
resolverse en La Corte Ìnternacional de La Haya.
En el caso que se vivió con la extradición del ex presidente Alberto Fujimori
Fujimori, vemos que el tema se resolvió.
Este tema fue importante no solo para los fines peruanos o chilenos sino que
además para mundo entero quien estuvo pendiente del desenlace que tendría la
extradición ya que al ex presidente se le acuso por haber violado derechos
humanos.
Por otro lado, vemos como va desarrollándose el tema del diferendo sobre el
espacio marítimo entre ambas naciones. Éste es un punto muy delicado porque de
no ser tratado como debe, podría desencadenar en un quiebre fortísimo de las
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
C6
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
relaciones binacionales cosa que podría generar un conflicto de mayores
proporciones.
A la población chilena le molestó bastante el mapa que publicó Perú en el que
presentaba su postura y dejaba prácticamente sin soberanía marítima a las costas
de Arica en Chile. Por otro lado a la posición peruana le molesta que Chile
defienda tan fervientemente su posición basándose en un acuerdo pesquero que
no tiene relevancia de tratado, eso en cuanto a la posición chilena.
Se observó que dentro de la zona del triángulo de controversia entre ambos
países, Chile mantiene una posición dominante sobre dicho espacio marítimo y
esta situación ha generado más preocupaciones en el gobierno peruano. Por
último, con respecto a este caso, solo nos queda por aclarar que será La Corte de
La Haya la que tenga la última palabra y se espera que la decisión final no genere
conflictos o disputas sino que las elimine y que los lazos que hemos ido
estrechando se sigan fortaleciendo.
No podemos dejar de lado la generosa ayuda que prestó el gobierno chileno a los
damnificados por el terremoto que ocurrió en la ciudad de Pisco al sur de Perú.
Esto demuestra que somos hermanos a pesar de las pequeñas diferencias que
puedan existir.
,ituaci-n econ-/ica
Chile es uno de los países más consolidados económicamente en la región andina
y es hoy por hoy uno de los actores internacionales más importantes en este
sentido. El país sureño es uno de los que más trabaja el tema de apertura de
mercados y se puede apreciar una economía boyante que se enriquece con cada
tratado de libre comercio que firma. Sin embargo Chile aún se encuentra en vías
de desarrollo pero es uno de los países más sobresalientes de Sudamérica.
Conocemos que las inversiones chilenas en Perú se encuentran en favorable
crecimiento y es sabido que muchas empresas comerciales que hay en Perú son
pertenecientes a empresarios chilenos. Aquí podemos apreciar el caso de las
tiendas Ripley, Saga Falabella, Totus, entre otras y estas empresas se encuentran
en un constante desarrollo y progresiva expansión comercial en territorio peruano
por lo que es imperativo preservar dichas relaciones.
Se debe mencionar asimismo la migración de una parte importante de la población
peruana hacia Chile en busca de mejores condiciones laborales y sociales.
Percepci-n C*i!ena (e !as re!aciones bi!atera!es
En Chile también existen diferentes posiciones frente a la relación bilateral: hay
una mayoría proclive a un acercamiento entre ambos países, basado en el
incremento del intercambio bilateral y de las inversiones en ese país. Su
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
C2
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
planteamiento es que Perú es un socio confiable, que está en un período de
estabilización económica y que existen las condiciones para un acercamiento
mayor.
Un segundo grupo ve con mayores reservas el acercamiento bilateral. Unos por
razones estratégicas -de los riesgos que conllevaría una mayor integración en la
zona norte- y otros por la inestabilidad del gobierno peruano y el escaso nivel de
apoyo que ostenta el Presidente Toledo. No se evidencia la existencia de un
sector totalmente contrario a un acercamiento con Perú. Si realmente existe, no
tiene repercusión nacional y menos en la formación de decisiones sobre política
exterior.
De hecho, uno de los principios fundamentales de la política exterior del actual
gobierno chileno es "priorizar sus relaciones con los países vecinos, de manera de
asegurarle al país un entorno de paz y desenvolvimiento económico sobre la base
de la estabilidad y prosperidad también de sus vecinos, por lo cual tiene que
aprovechar todas las oportunidades para acrecentar la cooperación vecinal". Esto
representa una continuidad respecto a lo efectuado, en general, en la política
exterior chilena y es el marco que ha permitido que se avance a nivel comercial y
en otros ámbitos, como en el proyecto de homologación de sus gastos militares,
uno de los principales generadores de desconfianza entre dos gobiernos, no sin
dificultad. Además, se ha establecido como mecanismo permanente el 2+2,
reuniones periódicas entre los cancilleres y ministros de defensa de ambos países,
y se siguen desarrollando medidas de confianza mutua entre las fuerzas armadas.
En general, no existe constancia de una opción por contraponer una imagen
exitosa, expansionista, frente a la de un vecino con problemas de inestabilidad
política y pobreza estructural, aunque en el último tiempo ha evidenciado niveles
muy positivos de evolución macroeconómica.
Algunos sectores, dentro de Chile, sí resaltan la existencia de una nueva
arrogancia y de un intento por diferenciarnos de nuestro vecindario, como señala
el sociólogo Jorge Larraín. "Hemos acentuado más, en el último tiempo, aquello
que nos separa del resto de América Latina. Y eso, a partir de un discurso
identitario nacido en los 80. Un discurso triunfalista, que habla de un país ganador,
un país modelo, que nos lleva a distanciarnos de otros países, que no son tan
ganadores ni tan modelos. Que no han aplicado las recetas como nosotros".
No obstante, al nivel oficial y de los actores involucrados en el acercamiento con
Perú se ha trabajado por evitar esta imagen de país "arrogante" e "invasivo". De
hecho los empresarios nacionales han variado sustantivamente su estrategia de
posicionamiento en Perú.
A nivel de la ciudadanía en general, no se evidencia la posibilidad de un conflicto
armado con nuestros vecinos. Eso sí, de presentarse tal escenario, una encuesta
realizada por FLACSO-Chile en el 2002 muestra cómo en el caso hipotético de
una guerra la población considera más factible que el enfrentamiento sea con Perú
(ver figuras 1 y 2).
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
C5
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
FÌGURA 1: Percepción de posibilidad real de conflicto armado con alguno de los
países limítrofes de Chile
FÌGURA 2: En caso de un conflicto armado, ¿con qué país limítrofe sería más
factible? (pregunta realizada sólo a quienes creen en la posibilidad real de una
guerra)
No obstante, existen una serie de instancias o situaciones que posibilitan el
desarrollo de confrontaciones entre ambos países, que no necesariamente
repercutirán en una acción armada. En la mayoría de estas situaciones se denota
que el origen del conflicto es una percepción negativa del otro y la persistencia de
imágenes confrontacionales.
Por ejemplo, a nivel interestatal, junto con la ya nombrada discrepancia por la
delimitación marítima, existen dificultades por la renovación de armamento tanto
de Chile como de Perú.
El gobierno y la prensa peruana han hecho referencia a una posible carrera
armamentista desarrollada por Chile. En la presentación que hizo el Ministro de
Defensa peruano al Congreso para solicitar autorización para adquirir dos fragatas
Lupo, identificó como una posible fuente de amenazas los cuadros de
adquisiciones futuras de Chile.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
C=
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Además, en una encuesta realizada por el Grupo Apoyo, el 82% de los habitantes
de Lima estima que Chile trata de superar al Perú en capacidad militar y sólo el
12% indica que el país busca un equilibrio. El 6% no sabe o no responde.
Respecto a la delimitación marítima, en clara referencia a que ésta es una
consecuencia heredada de la Guerra del Pacífico, algunos sectores de Perú han
propuesto relacionar esta demanda con la planteada por Bolivia. El Embajador
peruano en La Paz ha planteado que "entre Chile y Perú existe una frontera
marítima no delimitada todavía. Por lo tanto, dado que posiblemente la propuesta
o el lugar donde se ubique la solución a la mediterraneidad boliviana esté en Arica
-de acuerdo con el tratado de 1929- deberá ser con acuerdo previo entre partes.
En esa medida, ambos temas, tanto la delimitación marítima entre Chile y Perú,
como la salida soberana de Bolivia al mar por la misma zona, serán o deberían ser
materia de una propuesta integral. Las imágenes antagónicas también se
evidencian en los conflictos entre los Estados y los privados. En este ámbito, hay
dos casos emblemáticos. El primero es el que se desarrolla en los tribunales
chilenos entre la línea aérea Aerocontinente y el gobierno de Chile, en el que
aerolínea plantea que fue objeto de trato discriminatorio, para favorecer el
monopolio de Lan Chile, mientras que el gobierno chileno acusa a la aerolínea de
lavado de dinero.
El segundo caso involucra al gobierno peruano y a Luchetti y está siendo objeto de
arbitraje en CÌADÌ. A pesar de su renuencia inicial, el gobierno peruano se ha
sometido a este mecanismo de solución de conflictos. En esta controversia
también la empresa chilena argumentó ser objeto de discriminación por parte del
gobierno peruano.
8a Guerra (e !os Puertos
Una nueva guerra se avecina con Chile, según el general Edgardo Mercado Jarrín.
Pero se trata de una guerra económica, la competencia para convertirse en el
punto de entrada y salida del comercio interoceánico. En efecto, los puertos del
norte de Chile compiten con los del sur del Perú para captar el flujo comercial
boliviano y brasileño. Chile nos lleva la delantera, a tal punto que ha adquirido la
privatizada red ferroviaria boliviana, pero Mercado propone una docena de
medidas para revertir esa tendencia. A la vez, esboza la posibilidad de un
realineamiento de fuerzas en esta parte del continente.
Al finalizar el siglo XX hemos ingresado a un nuevo tipo de competencia con Chile
de carácter económico, de trascendentales consecuencias. O es el eje Tacna-Ìlo-
Matarani el de proyección del Mercosur a la Cuenca del Pacífico o lo es el de
Antofagasta-Ìquique-Arica, terminales marítimos de los corredores terrestres del
siglo XXÌ desde el Atlántico por donde transitarían las mercaderías a un costo
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
C?
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
mucho más bajo que los de las actuales alternativas marítimas por Panamá y el
Cabo de Hornos.
La lucha de puertos que se vivió al finalizar el siglo XVÌÌÌ ha comenzado a
reeditarse en su nueva versión: la obtención de mercados, la carrera por la
proyección comercial hacia la Cuenca del Pacífico, la prioridad en la determinación
de los corredores transcontinentales. No obstante haber tenido la iniciativa el Perú
(Concesiones a Bolivia) esta competencia viene siendo favorable a Chile, país que
acaba de ganar una de las batallas de más trascendencia en esta nueva guerra
económica: la privatización a favor de una compañía chilena del sistema
ferroviario boliviano lo que facilitará la captura del mercado de exportación
boliviano y brasileño hacia la Cuenca y afectaría el desarrollo de todo el Sur del
Perú (Arequipa, Puno, Tacna y Moquegua) al fortalecer el eje Arica-Ìquique-
Antofagasta, como plataforma de servicios turísticos, de comercio exterior y de
transporte para el Asia Pacífico y el Mercosur.
En el nuevo contexto internacional, el escenario geopolítico y geoeconómico está
cambiando. En esta dinámica es esencial percibir que el Perú está modificando su
condición espacial en el mundo. Mientras en el siglo que fenece al constituirse el
Océano Atlántico en el escenario de las grandes decisiones políticas y
económicas y al estar situado a sus espaldas, ello acentuaba su condición
periférica; en cambio, al iniciarse el siglo XXÌ y al convertirse la Cuenca del
Pacífico en el Teatro Principal de esas decisiones, ahora resultamos ubicados en
una creciente centralidad con relación a las rutas de comercio y a los ejes
marítimos estratégicos que definen la hegemonía internacional, pos Guerra Fría.
Pero esta modificación de la condición espacial también beneficia a Chile, por su
ubicación, su extenso litoral y angostura, la distancia más corta de Arica a los
puertos del Brasil, que lo hacen propicio para recibir o manipular gigantescas
cargas portuarias y disputar con gran agresividad en esta nueva competencia en
el Pacífico Sur; con las ventajas de su floreciente economía que en 1995 tuvo el
duodécimo año consecutivo de crecimiento económico con alrededor del 8% ;
grado de inversión sólo comparable al de los tigres asiáticos; su inminente ingreso
al Mercosur y su activa participación como socio del Foro de Cooperación
Económica Asia Pacífico (APEC).
Esta reubicación geopolítica tendrá una gran incidencia en la proyección del
potencial marítimo del Perú y en el diseño de los futuros corredores
interoceánicos. Tenemos que hacer de nuestra posición central y privilegiada en la
rama Sur Occidental del herraje que conforma la Cuenca del Pacífico un factor
gravitante en el futuro desarrollo del país, en los procesos de articulación
económica y en la conducción de la política exterior.
Entre los hechos que permiten concluir que se ha iniciado un nuevo tipo de
competencia por la conquista de los mercados del Mercosur merecen citarse los
siguientes:
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
CA
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
-La ley del despegue para el desarrollo de Arica-Parinacota, 13/l2/95, que contiene
Franquicias Tributarias, Liberación de Aranceles, Ìncentivos a la Exportación y al
Turismo, entre otros.
-El Plan maestro elaborado por la Empresa Portuaria contempla una inversión de
138 millones de dólares para aumentar la capacidad actual de Arica de dos a siete
millones de toneladas anuales y convertirlo en un Puerto granelero para la salida
de la producción brasileña de Mato Grosso y Rondonia.
-Chile está ofreciendo una serie de rebajas del orden del 50% del costo de la
manipulación de la carga y se espera rebajas más espectaculares para 1996. El
costo de 56 dólares por tonelada métrica de un contenedor con carga general en
junio de 1995 se reduciría a 25 dólares en 1996. Por otra parte, en Ìlo se demora
la atención de un buque de carga 15 horas más que en puertos chilenos.
-Los tramos viales chilenos, Ìquique-Oruro (Bolivia) y Arica-Corral Quemado
(Bolivia) están siendo ampliados y mejorados.
-En 1996 se inicio en Arica la construcción de 10 edificios de 10 pisos destinados
a promocionar el turismo, principalmente boliviano, hacia dicho puerto.
Las facilidades concedidas por Chile a Bolivia, son más amplias que las
otorgadas por el Perú y se apoyan en obras existentes, portuarias y terrestres de
interconexión eficiente y de mayor capacidad económica.
-En los acuerdos sobre corredores biocéanicos adoptados por los ministerios de
Transportes y Obras Públicas de los Países del Cono Sur (agosto 1995) Chile ha
logrado el reconocimiento de los corredores que se indican a continuación, con
inexplicable exclusión de los puertos peruanos:
Arica & 0quique F ,anta CruI & Coru/ba F ,ANT;,
ANT;)AGA,TA & ,A8TA & 9E,!,TENC!A F 90; G9ANDE

- Desde 1990 funciona una comisión chileno-brasileña dedicada exclusivamente a
impulsar la salida del comercio del Brasil por Arica, estudiando y dando solución a
los problemas que se deriven de la futura interconexión.
-Empresarios chilenos vienen conversando con sus similares brasileños para que
la producción de éstos se transporte por Arica, acelerando la construcción de la
carretera Cuiba-Cáceres (Brasil ) Santa Cruz (Bolivia).
-En 1994, en la reunión del Mercosur en Ouro-Prieto, Chile sin ser socio, negoció y
obtuvo la ampliación del acuerdo para que se incluyera la integración física y se
oficializara el compromiso de que la producción de este mercado fuese embarcada
por Arica.
-La agresiva actitud diplomática chilena ha conseguido que la declaración del
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
CB
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Presidente Cardoso de que Ìlo "era una prioridad para su país", la haya dejado de
lado en su visita oficial a Santiago expresando al Presidente Frei que "el proyecto
chileno era el más avanzado y por tanto sería el primero en ponerse en ejecución".
-Con estas medidas Chile no sólo persigue contrarrestar a la Zofri de Ìlo sino
convertir el eje Arica-Ìquique- En el de Exportación a la Cuenca del Pacífico del
comercio del Mercosur y de Bolivia. Se habría iniciado así un nuevo tipo de
competencia de Chile con el Perú de naturaleza económica y fundamentalmente
comercial para constituir el citado eje en la puerta de salida del comercio del
Atlántico Sur hacia los países de la ribera asiática.
-Con la ley Arica-Parinacota, Chile abre sus puertas a Bolivia. Los bolivianos están
cambiando de parecer a favor de Arica debido a los recientes incentivos chilenos.
Así, por ejemplo: por cada millón de dólares de inversión, Chile devolverá 200,000
al inversionista; los insumos bolivianos no sólo estarán libres de aranceles en
Arica, sino que podrán reembolsarse sin costo adicional para reexportarlos al resto
del mundo; los obreros bolivianos que trabajan en Arica recibirán una bonificación
del 30%; los empresarios bolivianos podrán administrar el movimiento de su carga.
Actualmente Bolivia moviliza por los puertos de Antofagasta, Ìquique y Arica un
millón quinientas mil toneladas entre importaciones y exportaciones. De ese total
900 mil transitan por Arica, 300 mil por Antofagasta y 300 mil por Ìquique. Mientras
que el volumen que se moviliza por Ìlo alcanza a las 250 mil toneladas siendo su
posibilidad de carga máxima del orden de las 500 mil toneladas, en tanto que la de
los tres puertos chilenos supera los cinco millones.
El flujo de carga de soya de Santa Cruz y Mato Grosso en 1995 fue de 5'000,000
de toneladas anuales y en el 2005 fue de 25'000,000 de TM. Por razones de
congestión de los puertos del Atlántico y ventajas de menor distancia deben salir
por el Pacífico (Matarani, Ìlo, Arica, Antofagasta), lo que determinará un cambio
radical del transporte ferroviario del Sur del Perú. Así lo entiende Chile como
queda demostrado por la reciente compra de la red ferroviaria boliviana por la
compañía. chilena Cruz Blanca, ligada al grupo Cruzat: el sistema oriental (Santa
Cruz-Puerto Suárez y Santa Cruz-Yacuiba) por 25.8 millones de dólares; y, el
sistema occidental andino (La Paz -Villazon; Oruro-Antofagasta) por 13.2 millones
de dólares.
La situación arriba analizada requiere el diseño de una estrategia integral entre
cuyas medidas debería incluirse la habilitación de un gran corredor vial Pacífico-
Atlántico por la ruta: Río Branco-Asis-Ìñapari-Ìberia-Puerto Maldonado-Puente
Ìnambari-Juliaca-Puno-Moquegua-Ìlo. Entre las ventajas más significativas
citaremos:
-Permitir la convergencia de los sistemas de transporte brasileño, argentino,
boliviano y paraguayo.
-Facilitar la concentración de los escasos recursos financieros para constituir en el
borde del Pacífico el pivote Tacna-Ìlo-Matarani, como eje del comercio exterior del
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
CC
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Cono Sur Suramericano y competir en mejor forma con el eje chileno Arica-
Ìquique.
-Atravesar la carretera 500,000 hectáreas de tierras escasamente pobladas de
elevado potencial para la ganadería y agricultura.
-Terminar en los puertos de Matarani e Ìlo que ya disponen de razonable
infraestructura para el depósito y manipulación de carga y contribuir así a
conformar una Región Puerto en el Sur.
-Para el Brasil, valorizar 270,000 hectáreas en la zona del Acre en las cuales se
distribuyen 300,000 habitantes.
-Sentar las bases para el desarrollo de una de las macrozonas más deprimidas y
paradójicamente con enorme potencial de recursos, la región sur andino-
amazónico, mediante la colonización, el intercambio comercial y turístico a ambos
lados de la frontera.
Además, desde el punto de vista político-estratégico, un acercamiento con el
Brasil, en momentos que se viene produciendo un intenso proceso de integración
entre Chile y Argentina; sería conveniente a los intereses de seguridad del Perú en
este nuevo reacomodo de fuerzas del Cono Sur.
Si bien por los hechos expuestos, lo más probable es que Chile en el corto plazo
logre captar el mayor comercio de Bolivia y el Mercosur y que Antofagasta-
Ìquique-Arica inicialmente, se conviertan en el eje de proyección de dicho
comercio a la Cuenca del Pacífico; en el mediano y largo plazo la situación podría
comenzar a revertirse a favor del Perú, para captar buena parte de la producción
de soya de Bolivia y de los Estados fronterizos brasileños del Acre, Rondonia y
Mato Grosso, si se adopta desde ahora un conjunto de medidas cuyos
lineamientos generales se esbozan a continuación:
1. Definir la estrategia integral, las políticas y los objetivos para hacer del eje
Tacna-Ìlo-Matarani, el pivote de proyección del comercio exterior y de
transporte para el Perú, el Asia Pacífico y el Mercosur; y de los departamentos
del Sur, la "Región Puerto" del país.
2. Estudiar la potencialidad del eventual mercado de los Estados fronterizos del
Brasil para la producción del Sur peruano, como carga de vuelta. Qué
posibilidades existen para que Arequipa se convierta en la nueva fuente
abastecedora de las carencias brasileñas en los Estados de la frontera
amazónica tales como: fertilizantes, industrialización de los fosfatos de Bayóvar,
dar mayor valor agregado al cobre, establecimiento de industrias de alimentos,
ampliación de cemento y de cerveza, etc.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
CG
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
3. Constituir una Comisión mixta peruano-brasileña a nivel Cancillería dedicada
exclusivamente a la interconexión con el Brasil con participación de
representantes de Arequipa, Zofri y Zotac. El objetivo fundamental sería
establecer un convenio marco con el Brasil para concretar el corredor:
:ATA9AN0 & 08; & 1780ACA F P7ENTE 0NA:HA90 F P7E9T;
:A8D;NAD; &0PAPA90 F 90; H9ANC;3
Deberá tomarse en cuenta las medidas preventivas para: Evitar la depredación
ambiental en las vecindades del "Parque de Manu"; y la especulación de las
tierras con el beneficio de la plusvalía.
4. Estudiar la posibilidad de ofrecer una Zona Franca para el Brasil en Ìlo-Matarani
y en contrapartida para el Perú en Portho Velho y Santaren.
5. Promulgar un nuevo marco legal, pues con la ley Arica-Parinacota han quedado
obsoletos los dispositivos de la Zotac y de Zofri. Ampliar sus beneficios a
Matarani.
6. Crear una autoridad regional encargada de la coordinación de las acciones de
la Zotac, Zofri,de la integración con Brasil y de la construcción del corredor
interoceánico, a fin de evitar la dispersión de los esfuerzos.
7. Modernizar y extender el sistema ferroviario del Sur: prolongar la vía de
Mollendo a Matarani y de Puno a Guaqui.
8. Extender el sistema ferroviario de la Southern Peru Copper Corporation, Ìlo-
Toquepala hasta conectarlo a la red boliviana en el tramo Viacha-La Paz.
9. Convertir los aeropuertos de Arequipa-Ìlo-Tacna en internacionales, ejecutando
las mejoras correspondientes.
10. Modernizar el puerto de Matarani especializándolo para transporte de
minerales.
11. Convertir Ìlo en puerto granelero.
12. Elevar la capacidad de carga del Par Portuario a 5 millones de toneladas.
13. Ìnteresar en el financiamiento de la nueva estrategia para hacer del Sur una
"Región Puerto" tanto a los organismos multilaterales de crédito (BÌD, BM),
como al Japón y Brasil.
Cap"tu!o =
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
G0
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Estrategias (e va!or Geoestrat%gico
=36Ca/po Po!"tico
Diagra/a
);DA
Para e! Ca/po
Po!"tico
;P;9T7N0DADE, A:ENA<A,
0nicio (e gestiones (e !os
presi(entes (e a/bos
pa"ses3
Posici-n Po!"tica C*i!ena3
0ntervenci-n (e Ho!ivia3
0ntervenci-n (e Ecua(or3
);9TA8E<A, Estrategias ); Estrategias )A
De/ocracia3
Gobernabi!i(a(3
Esta(o (e Derec*o3
Argu/entos ante !a
C0123
)orta!eci/iento (e !as
re!aciones en e! /arco (e
!a (e/ocracia.
gobernabi!i(a( e! esta(o
(e (erec*o3
A4ianIa/iento (e !as
re!aciones con Ecua(or
Ho!ivia en e! /arco (e !a
(e/ocracia. gobernabi!i(a(
esta(o (e (erec*o3
DEH080DADE, Estrategias D; Estrategias DA
Apoo (e!
Congreso3
;posici-n Po!"tica3
Antece(entes (e!
Parti(o (e
Gobierno3
E! Ejecutivo (ebe
concertar a!ianIas
negociar un -pti/o apoo
po!"tico3
Neutra!iIar !a participaci-n (e
Ecua(or Ho!ivia3
Dis/inuir !as oposiciones
internas3
Estrec*ar v"ncu!os con !os
parti(os po!"ticos (e C*i!e3
En este campo la principal estrategia debe provenir del electo presidente de la
república el Tnte Crnl (R) Ollanta Humala Tasso, impulsando políticas de
acercamiento y de fortalecimiento de confianza mutua entre nuestro país y Chile
dado que las posturas del nacionalismo son de abierta confrontación hacia Chile,
que si bien es cierto pueden interpretarse como argumentos de campaña, han
creado una atmósfera de preocupación en el sector político e intelectual de Chile,
sobre la Política hacia Chile que desarrollará el gobierno recientemente electo.
En nuestra opinión es importante otorgar un carácter de permanencia a las
políticas y estrategias que se venían desarrollando desde nuestra cancillería,
tratando de consolidar las relaciones bilaterales y conduciendo con el mayor
profesionalismo el tema del diferendo limítrofe marítimo. El actual presidente
electo a declarado que la política y diplomacia nacional en este sentido no será
conducida por cuerdas separadas y que para él todos los problemas constituyen
un solo paquete que debe ser tratado de manera integral y franca.
Analizar e implementar las recomendaciones del Gral Mercado Jarrin en relación a
las zonas francas, potenciamiento de los puertos del sur y la interconexión vial con
el Brasil tal como se viene realizando, tomando como referencia el ÌÌRSA,
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
G6
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
consolidando la integración tripartita de Perú, Bolivia y Chile, revalorando su
propuesta de que toda la zona sur debe constituirse en un gran puerto.
Que el estado peruano estudie y analice las propuestas contempladas en el "Acta
de Lovaina¨ en particular la propuesta de creación del corredor y zona franca
tripartita en la zona de Arica, manteniéndose en las negociaciones de la búsqueda
de una solución al problema de mediterraneidad de Bolivia, sin interferir en la
resolución del diferendo marítimo a cargo de la Corte Ìnternacional de Justicia de
la Haya. El tema de Bolivia siempre será un tema interviniente en las relaciones
Perú – Chile, por lo que debe ser abordado de manera tripartita y tiene estrecha
relación con los problemas de delimitación marítima entre ambos países.
=32 Ca/po Econ-/ico
Diagra/a
);DA
Para e! Ca/po
Econ-/ico
;P;9T7N0DADE, A:ENA<A,
Trata(o (e 8ibre
Co/ercio3
;tros acuer(os
co/ercia!es3
)a!ta (e 9ecursos energ%ticos
en C*i!e3
);9TA8E<A, Estrategias ); Estrategias )A
Creci/iento
Econ-/ico3
9eservas
/onetarias3
9ecursos
energeticos
:$Ki/o aprovec*a/iento
(e! Trata(o (e 8ibre
co/ercio con C*i!e3
Convertirnos en provee(or
energ%tico (e C*i!e (gas.
energ"a e!%ctrica#
DEH080DADE, Estrategias D; Estrategias DA
Capita!es
C*i!enos en
nuestra
econo/"a3
0ncre/entar !as
inversiones peruanas en
C*i!e buscar trato
igua!itario a capita!es
peruanos en C*i!e. !i/itar
!as C*i!enas en e! PerE3
0nvertir en C*i!e e incre/entar
!as eKportaciones3
En el campo económico es necesario mantener la política de apertura de
mercados que al igual que Chile, viene teniendo éxito para la atracción de
inversión extranjera, se debe consolidar e impulsar el tratado de libre comercio con
Chile y desarrollar nuevas líneas estratégicas comerciales para convertirnos en un
proveedor energético de Chile ya sea a través de energía eléctrica o la venta de
gas de conformidad con el planteamiento de Pierre M. Gallosi en los "Caminos del
Poder¨, se puede generar de este modo una dependencia energética y a la vez
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
G2
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
una importante generación de divisas para el país, todo esto sin descuidar el
consumo interno nacional. Este punto es particularmente sensible dadas las
actuales condiciones de escases energética en Chile y su creciente demanda
energética.
Un estudio y reevaluación de las actuales zonas francas, así como de sus
beneficios, analizando la posibilidad de su ampliación, vinculándolas con el
desarrollo de los puertos del sur y los corredores de integración binacional, tanto
con Chile como con Bolivia y Brasil. Este es un aspecto que contribuye a
neutralizar en parte el problema del contrabando y permite que la población
mejore sus niveles de desarrollo humano pero principalmente permite consolidar
una zona portuaria regional
La actual situación del límite fronterizo marítimo con Chile, limita y pone en
desventaja a los puertos peruanos del sur, comparativamente con los puertos
chilenos por lo que este problema eminentemente diplomático tiene repercusiones
económicas, teniendo en cuenta además que afecta las pretensiones Chilenas en
el llamado Mar Presencial. Lo que sustenta la importancia del veredicto que
finalmente dictamine la Corte Ìnternacional de Justicia de la Haya.
Es importante limitar las inversiones chilenas en la privatización de los
puertos por el carácter estratégico que ellos poseen y por la competencia existente
con los puertos chilenos, particularmente en los puertos del sur peruano.
Dado el carácter marítimo de la actual demanda que se relaciona con la
explotación de recursos naturales del mar y el uso de puertos, se debe plantear
una política nacional para desarrollar la flota naviera de bandera, lo que
actualmente constituye una debilidad del poder nacional en lo económico y una
seria deficiencia en materia de defensa, esto se podría fomentar con el concurso
de capitales privados nacionales e inversión pública.
=35 Ca/po ,icosocia!
Diagra/a ;P;9T7N0DADE, A:ENA<A,
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
G5
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
);DA
Para e! Ca/po
,icosocia!
8iberta( (e eKpresi-n3
;pini-n PEb!ica
0nternaciona!3
Contro! (e /e(ios (e
co/unicaci-n peruanos por
capita!es c*i!enos3
);9TA8E<A, Estrategias ); Estrategias )A
8egiti/i(a( (e
argu/entos
peruanos3
Desp!iegue
(ip!o/$tico3
Ca/paña in4or/ativa
naciona! e internaciona!
sobre !os argu/entos
peruanos a! (i4eren(o
/ar"ti/o3
Contro! neutra!iIaci-n !ega!
(e /e(ios (e co/unicaci-n
parcia!iIa(os3
DEH080DADE, Estrategias D; Estrategias DA
Nive! (e
e(ucaci-n (e !a
pob!aci-n3
E(ucar a !a pob!aci-n
sobre e! te/a (e
(i4eren(o 3
Evitar !a !!ega(a a !a pob!aci-n
en genera! (e in4or/aciones
sesga(as o parcia!iIa(as con
!os argu/entos c*i!enos3
En el campo sicosocial existen importantes proyectos de integración en el plano
cultural, especialmente entre universidades que vienen desarrollando convenios
para el intercambio educativo. Fortalecer la influencia peruana en la cultura
Chilena teniendo en cuenta la masiva migración de peruanos a Chile que a la
fecha sobrepasan las cien mil personas y que pueden servir de medio efectivo de
difusión en la población de Chile, de los argumentos que sustentan nuestro
reclamo ante la Corte Ìnternacional de Justicia de la Haya, aprovechando su
vinculación en los diferentes estratos de la población; así como también a través
de actividades que constituyen fortalezas nuestras como son la gastronomía y el
turismo, manteniendo vínculos de apoyo hacia nuestros compatriotas que radican
en Chile.
Los medios de comunicación social deben jugar un importante rol educador
con la población, generando una corriente de opinión pública favorable a los
intereses nacionales, manteniendo las informaciones sobre el diferendo marítimo y
los argumento jurídicos que sustentan la demanda peruana, ya que el apoyo de la
población constituye un elemento indispensable para el accionar de su FF.AA. y
las decisiones políticas que adopte el Gobierno: asimismo se debe buscar generar
una corriente de opinión en la población Chilena que actualmente viene siendo
desinformada tergiversándose el contenido de la demanda peruana.
=3= Ca/po :i!itar
Diagra/a ;P;9T7N0DADE, A:ENA<A,
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
G=
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
);DA
Para e! Ca/po
:i!itar
Nuevo gobierno
(e/ocr$tico3
Po(er (e (isuasi-n c*i!eno3
);9TA8E<A, Estrategias ); Estrategias )A
Creci/iento
econ-/ico
estabi!i(a(
econ-/ica3
Equipa/iento (e !as
))AA para superar e!
po(er (e (isuasi-n (e
C*i!e a /e(iano p!aIo3
P!anes in/e(iatos (e4ensivos
aprovec*an(o e! terreno a
corto p!aIo3
DEH080DADE, Estrategias D; Estrategias DA
Hajos nive!es (e
operativi(a( (e
!as ))AA3
9ecuperaci-n gra(ua! (e
!a capaci(a( operativa3
Neutra!iIar e! po(er (e
(isuasi-n C*i!eno con
recursos no /i!itares3
El factor disuasivo de las FFAA de Chile es muy superior al de las FFAA de Perú,
por lo que es prioritario el desarrollo de proyectos de modernización de nuestro
material bélico a niveles aceptables que otorguen algún tipo de garantía a la
defensa nacional, debiendo adoptar una actitud estratégica "Defensiva¨,
articulando los medios disponibles con el buen empleo del terreno, particularmente
acondicionando el terreno de acuerdo a un Plan de Barreras como medida
preventiva, en prioridad a las defensas antitanque.
Existen propuestas para conformar una Fuerza Militar Conjunta Perú –
Chile para su participación en operaciones de paz de Naciones Unidas y asimismo
para apoyo mutuo en caso de desastres naturales en la zona de frontera
llevándose a cabo ejercicios conjuntos denominados "Concordia¨, estos hechos se
pueden interpretar como medidas de distensión, que sin embargo pueden estar
ocultando intenciones de conocer la verdadera operatividad de nuestras fuerzas
así como la de efectuar reconocimientos en nuestro territorio.
=3? Ca/po A/bienta!
Diagra/a ;P;9T7N0DADE, A:ENA<A,
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
G?
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
);DA
Para e! Ca/po
A/bienta!
Cooperaci-n internaciona!3
Di4eren(o /ar"ti/o3
;pini-n pEb!ica internaciona!3
Pesca 0!ega!3
EKp!otaci-n (e recursos
/inera!es /ar"ti/os3
);9TA8E<A, Estrategias ); Estrategias )A
9ecursos
natura!es3
Genera! atenci-n en !a
opini-n pEb!ica internaciona!
cana!iIar apoo para
proteger !a Iona (e!
(i4eren(o3
Coor(inar es4uerIos
conjuntos PerE & C*i!e
para !uc*ar contra !a pesca
i!ega! otras a/enaIas3
DEH080DADE, Estrategias D; Estrategias DA
)a!ta (e
presupuestos
Cana!iIar apoo internaciona!3 7so (e tecno!og"as con
apoo internaciona! para
superara a/enaIas3
La preservación de los recursos naturales del mar de tipo ictiológico y mineral
debe ser una prioridad compartida por ambos países, debiéndose llegar a
acuerdos de cooperación mutua para prevenir y neutralizar la pesca ilegal de
grandes flotas de las potencias pesqueras del mundo para lo cual se debe
compartir información e implementar tecnologías que permitan actuar con
efectividad, generando asi una visión conjunta de defensa de las riquezas
ictiológicas de nuestro mar, frente a la ambición de las potencias extranjeras que
solo buscan el incrementar sus beneficios económicos, sin tener en cuenta el
grave daño que ocasionan a la ecología de nuestros mares.
El diferendo marítimo puede servir para sensibilizar a la opinión pública
internacional, generando instituciones binacionales de índole ecologista que
tengan el propósito de canalizar recursos y busquen proteger la zona marina de
manera conjunta (incluida Bolivia), esto disminuiría las tensiones y se llegarían a
acuerdos justos y equitativos.
Cap"tu!o ?
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
GA
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
Conc!usiones
1. La frontera entre Perú y Chile históricamente ha constituido una zona de
permanente tensión. Constituye el corolario de una de las guerras más
sangrientas entre ambos países y que aun en nuestros días es un tema
sensible en la política nacional por la ausencia de demarcación de la zona
marítima sin embargo eso no ha sido impedimento para las relaciones
comerciales que constituyen una de las más activas de la región.
2. Un factor adicional desestabilizante en esta zona de frontera la constituye la
mediterraneidad de Bolivia, quien aspira a una salida soberana al océano
pacifico por territorios que pertenecieron al Perú antes de la guerra de 1,979
y que al parecer podría tener algún tipo de influencia en el proceso
contencioso que se sigue en la Haya. Asimismo la inestabilidad política de
Bolivia ejerce algún tipo de influencia en esta zona de frontera. Es
importante analizar las propuestas del Acta de Lovania.
3. El reciente tratado de límites marítimos suscrito con el Ecuador refuerza la
tesis peruana en el sentido que estaría faltando un tratado similar en la
frontera marítima Perú – Ecuador, sin embargo Chile afirma que refuerza su
tesis de la frontera del paralelo. Se presentará como un argumento más ante
la Corte Ìnternacional de Justicia de la Haya.
4. En el campo económico Perú y Chile mantienen buenas relaciones
comerciales, habiéndose suscrito un tratado de libre comercio entre ambos
países y existiendo una fuerte inversión de capitales chilenos en el Perú. El
Perú debe capitalizar este aspecto a su favor otorgando las garantías
necesarias para dar tranquilidad a los inversionistas mediante el marco legal
adecuado que permita atraer más inversiones y canalizarlas principalmente
hacia aquellos sectores de nuestra economía que lo requieren, pero
buscando un trato equitativo en el tratamiento de los capitales nacionales en
Chile.
5. Militarmente Chile a alcanzado un nivel de superioridad en la región
sudamericana solo superado por Brasil, disponiendo de una fuerza disuasiva
que acompañará a sus acciones políticas y diplomáticas. Al próximo gobierno
le espera el reto de recuperar la capacidad operativa de sus Fuerzas
Armadas y incrementar los recursos necesarios para poder garantizar la
defensa Nacional de conformidad con la constitución política del Perú.
6. En la Chile no existen proyectos educacionales que fomenten una cultura de
integración entre ambos. Por otro lado sabevemos que la calidad de la
población, constituye un factor del análisis geopolítico y que un medio para
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
GB
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
lograr ello lo constituye la educación, es por eso que se plantea como
estrategia fomentar proyectos educativos que fomenten la cultura de
integración, ya que es un factor esencial a la hora de entablar un camino que
pueda ser construido para formar hermanos y no enemigos. Las carencias
que presenta la educación peruana y la chilena, como lo evidencias las
recientes protestas realizadas en Santiago, por la baja calidad educativa; son
evidentes y se acentúan más aún en la zona de frontera al generar una
continua discordia frente al país vecino y al hacer que la semilla de la
indiferencia siga emergiendo. Éste es un punto álgido en la presente
estrategia porque la educación que se imparten en las escuelas en ambos
países suele ser confrontacioncita y esto hace que las nuevas generaciones
se sigan alimentando de odio frente a su vecino. Así pues podemos ver el
caso de la historia de La Guerra del Guano. Cada país tiene su versión y
esto cala en los niños que, ingenuamente, crecen en una sociedad chovinista
y xenófoba. Este déficit educacional puede ser contrarrestado tomando a las
universidades de frontera como actores principales y últimos que combatan
éste germen de odio y que a su vez se puedan usar sus conocimientos
científicos y universales como un foco de irradiación de paz, integración y
hermandad. Finalmente el déficit se acentúa si tratamos de comparar los
niveles educativos de las universidades chilenas y las peruanas ya que éstas
presentan una disparidad en cuanto a sus infraestructuras y recursos.
7. La relación entre Chile y Perú aún está fuertemente condicionada por la
herencia histórica que se evidencia, principalmente, en la existencia de una
serie de imágenes antagónicas. Estas se identifican fundamentalmente con
la noción de dos países rivales, para los que la Guerra del Guaano fue y es
un elemento primordial en la generación de una identidad nacional. En el
caso de Perú, es una herida siempre abierta, que implicó la perdida de la
continuidad Tacna-Arica y que condicionó su vinculación con la antigua
Capitanía. En el caso de Chile, supuso la incorporación de nuevos territorios
y la formación de una identidad orgullosa de los triunfos frente al antiguo
virreinato poderoso. Vencer las percepciones construidas sobre estas
imágenes supone un cambio cultural, un trabajo de más largo plazo que el
mero establecimiento de iniciativas comerciales y políticas.
Las discrepancias a las que hacen referencia los medios de comunicación
son una visión coyuntural de este conflicto más profundo, que supone
cambios en las estructuras culturales de ambos países, lo cual
evidentemente influirá en las percepciones de la población de ambos países
sea cual sea el veredicto de la Corte Ìnternacional de Justicia de la Haya
sobre el caso del diferendo fronterizo marítimo.
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
GC
Estudio Geopolítico de la Frontera con Chile, situación actual, la demanda ante la CIJH. Estrategias a seguir en
los Cinco Campos de la Defensa Nacional para darle un alor geoestrat!gico
9e4erencias Hib!iogr$4icas
1. Contralmirante "R¨ Jorge Brousset Barrios, Límites Marítimos Perú – Chile.
2. CAEN, Planteamientos Doctrinarios y Metodológicos del Desarrollo, la
Seguridad y la Defensa Nacional.
3. Libro Blanco de la Defensa Nacional del Perú
4. Libro Blanco de la Defensa Nacional de Chile.
5. Edgardo Mercado Jarrin, Geopolítica.
6. Pierre M. Gallosi, Los Caminos del Poder.
7. Acta de Lovania.
8. Crl USAF John A. Warden ÌÌÌ, Teoría de los Cinco Anillos.
9. Teoría de Collin S. Gray
Trabajo en Pequeños Grupos & Grupo N° 5
GG