Raúl Dorra Universidad A~itónoina de Puebla

t .

!

Entre el sentir y el percibir

En la Introducción a la Semiótica de Ias pasiones, Greimas y Fontíinille dejan escrita una fiase que he citado en otros trabajos porque, más que una conclusión, me parece un punto d e partida para la consideración de los temas que me han venido interesando: "Es por la mediación del ciierpo percibiente que el inundo se transfonna en sentido"'. Obviamente, "el mundo" es aquí el mundo natural, un inundo y ue. de acuerdo al Dictionnairez, tendría una configuraciór. genérica, sería una especie de continuo receptáculo de las figuras en ei cual las diferentes seinióticas encuentran su origen. Esta mediación, explican (;rcinias y I~ontanille, Iiacc poxiblc que las "ligiiras exteroceptivas" se iliterioricen, y ello a su vez permite "considerar la figuratividad como un modo de pensamiento del sujeto" (S.P., p. 13). En seguida, estos autores observan que la "mediación" del cuerpo es en realidad una actividad "del sentir", el cual constituye la "propiedad y eficacia" del cuerpo, propiedad y eficacia que no sólo opera sobre la lengua sino que produce un efecto general de homogeneización pues su actividad "no perdona a ningún universo seiniótico, cualquiera sea su modo de manifestación" (S.P., p. 13). Por lo tanto, la reflexión sobre la actividad perceptiva (o "percibiente") del cuerpo parece llevar de irunediato al tema del sentir, al punto que, unas líneas más adelante, Greirnas y Fontanille hablarán ahora de "la mediación del
1 Semióticn de 1aspa.rione.r..México, Siglo XXI-BUAP, 1995, p. 13; trad. de Roberto Flor1 s y Gabriel 1-Iemández, revisada por Enrique Ballón Aguirre. Todas las citas se harán según esta ediciOn por ¡o cua!, en adelante, nos liinitareiiios a escribir, al final de la cita. y eiitre paréntesis, las iniciales S.P. seguidas del número de página correspondiente. 2 Me refiero al Dictionnaire elaborado por Greimas y Courtés (Sénriotiqtre. Dictionnnire raisonné de la {héorie dtr langage, Paris. Hachette, 1989). Se puede consultar la entrada "Monde naturel".

junto con el esfuerzo por clarificar el contenido y los efectos 3 diferenciados del "percibir" y del "sentir". 5 Paris. trad. En la primera parte de este libro -La ji-acturaGreimas se detiene en la descripción de cinco experiencias estéticas -tomadas de Tournier. a lo largo del libro se dedica a csboíar Una tipologia de los sentidos -o de la actividad de los sentidos. FCE-UAP. coino efecto de esta aparición. p. que acaso sea sólo aparente. 1966. p. el sujeto se desdobla.al mismo tiempo que oesarrolla sil meditación sobre el tema de la estesis. en otras que hace posible que el mundo. S P . una suerte de ambigüedad en la línea del análisis. Rilke. Sin embargo. estas observaciones de Greiinas y Fontanille tratan de avanzar sobre el camino abierto por las lecciones de De la imperfección4.5 'cuerpo sintiente' ". al volver sobre este tema. en tanto "estado de cosas" se vielque sobre el sujeto para lograr la "equivalencia fonnal entre los 'estados de cosas' y los 'estados de ánimo' del sujeto"3. si no rezagada. 14. tal mediación muestra al "cuerpo siritiente" como un instrumento que hace posible la homogeneización de lo exteroceptivo y lo interoceptívo o. Greimas y Fontanille ?arecían pensar que el "cuerpo percibiente" tiene su origen en el "cuerpo sintiente" y actúa como especificación de éste.P. de Raúl Dorra. al comienzo.produce más bien un efecto de heterogeneización. Por ello.tiene como efecto no una homogeneización sino una heterogeneización. era un lugar de mediación entre lo éxtero y lo interocepiivo e instauraba un espacio semiótico tensivo pero homogéneo-. y sobre todo. 18). Si bien Grei~nas no se propone distinguir entre una esperiencia y otra. nuestros autores sugieren que la sensibilización -se están refiriendo a una sensibilización violenta o excesiva pero no sabemos si se limitan a ella. la propioceptividad 'salvaje' la que se manifiesta y reclama sus derechos en tanto 'sentir' global" (S. Este esbozo y esta meditación retoinan una preocupación insinuada con cierto vigor en la Sémcmtique strtlcturale5 pero cuyo tratamiento en el desarrollo posterior de la semiótica fue tan tenue que más bien pareció haber desaparecido del campo de interés disciplinario. la sensibilización del cuerpo alcanza tal grado de intensidad que se produce una "fractura": el discurso se quiebra. La actividad perceptiva concebida como un quehacer espontáneo del cuerpo nos hace detener la atención sobre el sentir que se presenta como un fondo sensible y sensibilizante que reúne al sujeto con el mundo. por su mediación.P. no dejan sin embargo de mostrar. Larousse. una y el sentir. De la imperfección supone una vuelta hacia el origen pero también. Esta Última -de acuerdo a lo que ahora dicen Greiinas y Fontanille. sería el responsable de un desplazamiento por el cual el mundo se interioriza para producir un efecto general de homogeneización. Estas observaciones. 1990. el percibir y el sino sentir se presentanan como dos experiencias no sólo difer~ntes opuestas: la primera estaría del lado de lo racional y lo cognoscitivo y la segunda del lado del desborde. Personalmente pienso que hubiera sido más a f o w a d q traducir "estado de alma" y quisiera que el lector tuviese en cuenta esta oq~ión.leemos que. y que. . y hasta una contradicción La ambigüedad consistiría en que. la programación de una tarea que había quedado. "Estado de ánimo" es la exprdsiin española escogida para traducir la expresión francesa "état d'gine" en la edición citada. se mostrana cuando. más el correspondiente número de página. entonces. Calvino. en la percepción.254 Entre el seritir rlpercibrr Roiil Borro 25. se convierte en otro.. cuando G :imas y Fontanille se refieren a la aparición de pasiones "violentas" -Qor ejemplo la desesperación o la cólera. en este caso. Reforzando tal observación. Tanizalu y Cortázar. tan ilustrativas. ahora es la carne viva. Evidentemente. 18). niega a "lo racional" tanto como a "lo cognoscitivo". 4 México. Del mismo inodo que lo indicado en nota 1. La contradicción. nuestros autores agregan de inmediato: "Mientras que. Dicha pasión que expulsa al sujeto hacia una otredad.. el cuerpo humano tenía el papel de instancia de mediación --es decir. parecen negarse entre si. De acuerdo a esta última observación.se presenta "como un factor de heterogeneidad" (S. y la mediación del cuerpo percibiente fuera una especie de negociación entre el cuerpo y el mundo para que uno y otro encuentren su acomodo en una continuidad más o menos confortable. ias citas tomadas de este libro irán seguidas de la inicial I. podría decirse.mientras que la homogeneización resulta un efecto de la actividad perceptiva. El percibir. se sitúan entre el sentir y el percibir. respectivamente. por lo tanto. un "estado de cosa'' se convierte en un "estado de ánimo": el "cuerpo sintiente". " . coiiio si la percepción I u e r ~ sensación civilizada. y ello autoriza a pensar que esta sensibilización -consecuencia de la pasión violenta. p.cuatro de las cuales. Esa negación indica que estamos en el momento en que "el 'sentir' desborda al 'percibir"'. avanzando un poco en la Introducción.

diríase. trata de una experiencia "imaginaria". una giadacióii que tendría que ver con la complejidad de las especies biolíigicas. pues. también el cuerpo sentido. realiza ciertas discriminaciones en la corriente incesante del sentir. puesto que hablamos. a la íntero y a la exteroceptividad. pero eso supondría tanto como decir que ya conocemos la diferencia entre una experiencia y otra. el grado cero del vivir.gujeto se autoexpulsa y por lo tanto se deseinbraga. inientras el capítulo de la ética -entendido corno una intervención práctica en el ámbito de las relaciones sociales. de hecho. Y es a partir de esa instancia que el sentir puede adquirir ciertas especificidades y sobre todo ser experimentado coino tal. El sentir sena. es un libro que avanza de hecho sobre el primero. puede volverge $obre el mundo. creo. La enunciación. hemos también de reconocer -0 postular. como tal. Que a esa respuesta no se puede arribar sin dificultades es una convicción que viene a nosotros desde las primeras páginas de Semiótica de l a pmiones. De todos modos. esiainos situados en la lengua y. y aun reconociendo que. Si es mediante el cuerpo percibiente que el inundo se convierte en sentido. es mediante la instancia de la enunciación que "el que habla" se convierte en sujeto. Jr Quizá. no podría ser confirmada ni desmentida en la medida en que tampoco es posible pronunciarse acerca de la prioridad de lo sensitivo con respecto a lo cognoscitivo.hacer de la semiótica una disciplina comprometida con la historia del hombre. entre el sentir y el percibir ("Continuidad de los parques". refiriéndose al subtema "La vida". el de la estesis -capítulo que cubre el ámbito general de lo sensible y en cuyo interior se situa:ía lo que corresponde a la experiencia estéticay el otro el de la ética que procuraría -mediante un estudio general de los valores. más propiamente. en este último caso. una ciencia política. una propuesta enigmática. el sentir no es en principio una pasióii. no pasa de ser una promesa y. tendría dos grandes capítulos: uno. esto es que ya conocemos la respuesta de aquello por lo cual apenas hemos cornenzado a preguntamos. el de la estética o. Es mediante la enunciación que el sujeto. una especie de vibración primera que atraviesa y envuelve todo cuerpo animado. a mi modo de ver.256 Entre el seiitir elpriclbrr Raúl Doriu 257 a la espera de una hora más propicia para hacerse su lugar en el proyecto general de la semiótica. Una vez que aparece el sujeto es que aparece el cuerpo sintiente y. dije. Para que sea posible la pasión el cuerpo debe poder sentirse y por lo tanto debe estar situado en un estadio posterior al de la enunciación. estamos por eso mismo ordenando nuestra exposición desde la inevitable prioridad de lo cognoscitivo. en sujeto apasionado. En el capítulo 1. que no son sinc dos direcciones que toma la experiencia de lo propioceptivo. que están. haya una gradación de intensidades del sentir. pero ése es un terrAno sobre el que no podemos aventurarnos. Sin embargo. En este nivel debemos imaginar que cuerpo y mundo forman parte de un mismo núcleo. embragados. debamos insistir en buscar en ese libro al menos un principio de explicación. se aparta de las cuatro que la preceden). vibración por la cual la vida se comunica y continúa con la vida. la forma en que el vivir se hace presente. "para algunos. creo. distingue en primer lugar las sensaciones euforizantes de las . En este nivel primero. El cuerpo sintiente. es lo que hace posible la proyección sujeto-inundo o la reflexión sujeto-sujeto. Esa tarea. Las "fracturas" representadas por los textos de To~u-nier. como lo supone Rubén Darío en su poema "Lo fatal" ("Dichoso el árbol que es apenas sensitivo1 y más la piedra dura porque ésa ya no siente"). con ella. Al instalar al sujeto. Greiinas y Fontanille observan que el sentir. tendripnos que aceptar que si el sentir es la presencia de la vida en cuanlo tal. por eso mismo. más que una promesa. ese acto por el cual el . desembragado. De la imperfección. de todos modos. y como el propio sentido común lo corrobora. de acuerdo a estos autores. observación que. o volverse sobre sí mismo convirtiéndose. no encontramos un sujeto apasionado y ni siquiera un cuerpo sintiente pues el sentir no seria actividad ni pasividad sino el ocurrir de lo viviente. de Cortázar.si bien está convocado de diversas inaneras. la enunciación da lugar a la propioceptividad y. y básico. para poder hablar del tema. Rilke y Tanizaki se sitúan. se identifica con el principio mismo de la vida". Tal vez podría decirse que Tournier y Rilke describen una experiencia inclinada hacia el sentir mientras que Calvino y Tanizaki están más preocupados por el percibir de sus respectivos personajes. o de lo cognoscitivo respecto de lo sensitivo. o inás bien "literaria" y por ello. Calvino. Acaso.que el sentir es la manifestación propia de la vida y que por ello debemos pensarla como un hecho elemental.

fatiga. más allá de la pura atracción o repulsión ( le las sensaciones producen en el sujeto.disforizantes. acaso. sólo podemos pensar que ese órgano es el "cuerpo sintiente" si entendemos que éste no se limita al aspecto puramente somático sino que incluye las proyecciones metonímicas de! cuerpo. el propio cuerpo. Es como si el cuerpo sintiente viviera la paradoja de que toda sensación que incorpora a su sentir la incorpora como mismidad salvo la sensación del propio cuerpo: el si mismo.la reunión en una sola experiencia de varias sensaciones mezcladas en proporciones diversas.e l sentir adviene o se produce en el sujeto abarcá+olo por completo-. el crecer de las uñas. c P . cuya superficial frecuencia es una mina. imparcialmente. jIgnora que a su cofre no volverá moneda que salió con su retrato? Sé el día. mismidad y otredad. el cuerpo sintiente tiene su otro en el cuerpo'sentido. . la satisfacción por una acción realizada. y si encuentra en lo sentible su "natural" prolongación. también. el impulso de llorar o/y reír. Cuando se trata de sentir el propio cuerpo. 2) dado que el sujeto está ante -o por decirlo así. en efecto: 1) no hay un órgano propio del sentir . el caer de la tarde. si^ embargo. podemos observar que la edición crítica de la obra poética de Vallejo. pero el sol S B me ha escapado. alegría. en su calzado. encontrándome. escribe Vallejo eii su poeina "Considerando en frío. La veo en Inr esquinas. todo ocurre sobre un plano donde las sensaciones. no hay límites para el sentir: se puede sentir tristeza. para él. Curiosamente. al presentarse como tal.la amistad. no puede ser acogido sino como otro.la pura sensación. vagorosos.jQzíépoclrcí hacer sino cambiar de llanto? Pero me busca y busca. ¡ES una historia! Como dato de no poco interés. su otro con el que continuamente se encuentra. según ello. el cuerpo reconoce aquellas oras que están coloreadas por matices {ticos o estéticos. el amor con el odio: "Coniprcndicndo/ cliic: él sabe que ie quiero. si todo es sentible para el "cuerpo sintiente".. Ignora que ia noche está enterrada con espuelas detrás de la cocina? Sé que hay unapersonn compuesta de mis partes a la que integro cuando va mi tnlle cabalgando en su exacta piedrecilla. todo.tod&la variedad de lo estésico. la emoción que proviene de la contemplación de una obra del arte o de la naturaleza. ilustrando la versatilidad del sentir. El reino del sentir es. indiferente". la atracción con la repulsión. antes palmera interrogante. recoge ima variante de la segunda estrofa. Pero todavía. básicamente.i la extrañeza. Este desdoblamiento está impresionanteinente ejemplificado en otro poema de Vallejo ("Poema para ser leído y cantado"): Sé que hay una persona que me busca en su mano. las que producen atracción o repiilsión. ~e~isaciones que dan lugar a un continuo gasto pasional en que lo eufórico o lo disfórico sc . Ahora bien.. sentir una presencia. Considerando el espacio en el que despliega. podríamos señalar dos características que beteminan la infinitud del sentir. miedo. esa persona. dispersión unificante. El poeina citado se localiza en p. continuamente se movilizan y retornan. versatdidad en este caso no realmente sentida sino más bien querida por el sujeto. reunión dispersiva. un ámbito constituido por operaciones metonímicas: movilidad. al lado mismo de su taza de agua. sensaciones que pueden reunir lo eufórico con lo disfórico. la proxii~idad de la muerte. inestables. en suna. hecha por la Colección Archivoss. el deseo de que las cosas ocurran de un modo diferente y sobre todo -pues esto es lo que sucede normalmente. la familiaridad se reúne co. el paso del tiempo. fijación obsesiva. la fuerza de. se puede. sé e2 acto universo1 que hizo en su cama con ajeno valor. a cada minuto. y esa agua tibia. que havu sus propios pies así la pisun? Un guto es el lindero entre ella y yo. . se pueden tener sentimientos indefinidos. plurales y cambiantes.. como flotando en. el poeta habría escrito 6 Edición crítica coordinada por Américo Ferrari y editada por el Fondo de Cultura Económica en 1988. 372. . se abre y cierra su veste../ que le odio con afecto y me es.j Tan pequeña es. día y noche. impaciencia. no puede ser sentido sino como desdoblamiento. transformación. se vuelve sentible. como otredad.".nanifiestan. únicas.

trae par la mano a ~ L dulce L personaje y cenenrosjuntos ypasemos zln instante la vida a dos vidas y dando una parte a nuestra muerte.sotros.entre el cuerpo sintiente y el cuerpo sentido.-Hastacuando partamos. haciendo palmas. esa fonna del sentir "se identifica (para algunos) con el principio de la vida inisma". también podnamos señalar como cuerpo sentido el cuerpo del otro. Nos limitaremos a un ejemplo tomado de "Palmas y / guitarra": Almra. trae por la mano a tu cuerpo y cenemosjuntos ypasetnos un instante la vida a dos vidas y dando una parte a nuestra muerte. dijimos. Cuando Greimas señala . reconoce a su vez las distintas variedades dc lo estésico y. siguiendo a Greimas y Fontanille. aparte de un lugar y de una cosa. De este rhodo. que "el sentir se da de entrada como un modo de ser que existe de suyo" y que.y consigo misino como si ambos términos fuesen totalidades i&nitadas. igualinente diríamos. hazme elfavor de cantar ulgo y de tocar en tzi alma. es también un pliegue. un órgano como de tránsito cuya actividad. se interioriza a sí mismo. en un segundo nivel y mediado por la instancia de la enunciación. re'conocido como un sentirse. Greimas. al parecer. encontramos un tercer nivel en el que el sentir se especifica ppr la actividad de los sentidos y el cuerpo sintiente se vuelve cuerpo pe#cibiente. Ahora. hablando de los sentidos. ven conmigo. si b b n el sentir acompaña la actividad de los sentidos. Ahora. que./ a la que miro cuan~dova mi talle" y luego habría reemplazado "miro" por "integro".el cuerpo sintiente se relaciona con el inundo -el mundo de la experiencia. el cuerpo amado. El cuerpo sintiente interioriza las cosas y. ven contigo. realiza la diferencia -diferencia que es . aquel otro con el cual el cuerpo propio se reúne en la diversidad: el cuerpo inatenlo. no tienc un órgano específico y es por AQ tanto recogido por la inmediatez del cuerpo el cual por su lado se vive a sí inismo no como formando parte de ese "estado de cosas" que es el inundo sino más bien del "estado de ánimo" que cs el sujeto como interioridad. Pero si en primer lugar identificamos al cuerpo sentido coino el cuerpo propio que aparece como un otro del cilerpo sintiente. entre nosotros. . el que va de lo propioceptivo a lo exteroceptivo es el que se realiza cuando se ponen en actividad los sentidos. En De 10 in?per$ecció~~. En este segundo nivel. el tacto actúa como un órgano en e' que se realiza el paso del sentir al percibir. el cuerpo prójimo. El movimiento inverso. ven contigo. etlfre no. La corrección es significativa: ella c o n f i i a que ci poeta está instalado en el sentir más que en el percibir. aquí. ir de lo propioceptivo a lo esteroceptivo es lo propio de la percepción sensible. al hacerlo. Ahora..primero: "Sé que hay una persona compuesta de mis partes. El. El sentir. Sin einbargo. En efecto. Por eso la propioceptividad del cuerpo sintiente está en movimiento hacia la interoceptividad. creo que es necesario distinguir dos fonnas de la tactilidad. despidámosnosl7 Recapitulando diríanlos. Esa "persona compuesta de mis p~rtes"con la que el sujeto se encuentra y desencuentra a cada instante es el cuerpo sentido en tanto otro del cuerpo sintiente. pero tomando ahora una cierta distancia respecto de los citados autores. incluso el cuerpo propio pero en una situación otra. por otro lado. La poesía de Vallejo puede ilustrar todas estas situaciones.Hasta cuando volvamos! jHmta entonces! . al hacerlo. se refirió a una escala de profundidades en el último grado de la cual se eilcontraría el tacto. por ejemplo el cuerpo enfenno o (imagínariainente) muerto. la de los dedos y la de la piel. Como se ve por este ejemplo. acompaña a las demás actividades perceptivas. el sentir. hazrne elfavor de quejarte en mi rionihre y cr la luz de la noche tenebrostr en que traes a iu alma de fa mano y huimos en puntillas de nosotros. los desdoblamientos pueden dar Iuga a nuevos desdoblamientos: el cuerpo. no el sentir. esto es que el sentir es el modo en que la vida aparece como tal.la experiencia de un desdoblamiento.

así como sobre la salud del cuerpo que recubre). La "monoisotopía sensorial" es en realidad un estado imaginario. por el silencio al que se consagran los asistentes. a su piel: lcs sonidos bajos impactarán a la altura de su estómago y los agudos treparán por su columna vertebral.. y sólo por ellos. entonces. textura. se está sin duda refiriendo a la tactilidad de la piel. iimediatamente después de esta afirmación. que puede resultar demasiado tajante. incluso antes. el gusto deben ser tocados por el sonido. Yendo desde el cuerpo hacia el mundo de las formas objetivas.. cuya característica es interiorizar la sensación del objeto . no bien fijamos nuestra atención en este tema. debemos introducir algunos matices: en primer lugar. Vimos también que el tacto (de la piel) acompaña a las demás percepciones sensoriales y podemos sospechar que con frecuencia en cada operación perceptiva actúan incluso más de dos órganos sensoriales. las "figuras del mundo" son el resultado de un recorte operado por ellos. cambio de registro entre los "bronces" o las "inacieras" y eir bo~isecuencia la percepción de un soplo humano que en contact~con un metal (que puede ser más voluminoso o más curvado) causa un efecto acústico diferente al que produce cuando se difunde sobre la madera (que puede ser más blanda. etc. como en el caso del Seiíor Palomar (en el texto de Calvino citado por Greimas) cuya mirada "avanza hasta rozar la piel" de la muchacha que toma sol en la playa con los senos desnudos. por el olor o por el sabor para que actúen.hay diversos estímulos en circulación. 88-89). densidad. a la conjunción del sujeto y del objeto" (l. en último término. que nos informa sobre la temperatura ambiente. en este : r . al examinar la densidad o textura de un objeto. audición.de lue .). Una difsrencia entre el .no actúa sino tocado por la luz y de algún modo tocando el objeto que ilumina o recorta.e s decir: interiorizar el objetocon el que se reúne por contacto o simple roce. mientras los dedos. y de hecho actúa como su complemento: la mirada nos muestra la forma de un objeto y al mismo tiempo recoge la sensación de su textura o densidad. por lo pronto. : . siendo "la más profunda de las sensaciones a par& de las cuales se desarrollan las pasiones del 'cuerpo' y del 'alma'. pero no en la sala de conciertos donde disimulados. Greimas se refinó a una "monoisotopía sens:)rial" que tendría lugar cuando. Pero si tratamos de caracterizar la percepción sensible como un resultado de la actividad de los sentidos debemos quizá sentar algunas bases. su misma atención le traerá otros sonidos que no son la música: movimientos en la sala o en el escenario. dimensión. pues. recogen su forma.-seglr a' un órgano propio.. alunta. Sin embargo.al objeto con el que entra en contacto y por eso.que. se mueve entre los extremos de lo profundo y lo superficial. Pero si esto acontece con el tacto de ia piel (que se eriza ante el peligro. vista) pero no podemos asegurar si estamos ante una cuenta bien hecha o más bien ante un hábito lingüístico que nos lleva no sólo a nombrarlos en escala sino a pensar que los objetos sensibles. produciendo un movimiento dacia adentro. cuando hablamos de sentidos pensamos de inmediato en los clásicos cinco sentidos (tacto. Toda actividad de los sentidos tiene un componente táctil: el oído. en ese movimiento. el olfato. en la succión o en el beso. soinos presa de la duda: ¿no existirán otros sentidos de ubicacióii incierta a los cuales nuestras formas de nombrar los objetos nos lo ocultan o disimulan?. un objetivo que el melómano alcanza quizá sólo cuando recupera el recuerdo de la audición.nierl~sr sent. ( ¿ H a r á falta recordar que los ciegos tienes sus ojos en las yemas de los dedos?). El tacto de la piel. p. gusto. la actividad de40trossentidos para los cuales será una suerte de plataforma..o tiene tris. el percibir sí lo tendría. Sin embargo ese apasionado auditor no podrá evitar -y acaso tampoco querrá. Pero es claro que. que lo que llamamos el tacto incluye dos formas de la actividad sensorial diferentes y hasta opuestas. o tal vez subrayados. Por otra parte. aun para quien híice $1 mayor esfuerzo por evitarlos: en última instancia al que cierra . el tacto de los dedos es en realidad el sentido mas próximo al de la vista. iiicluso la vista -digamos el ojo. los órganos del percibir serían precisamente los sentidos. más aguzada). 74). es también el momento en que el sentir puede convertirse en percibir porque convoca. "el gusto recobra su p:vnitudv porque en esos casos dicho órgano "reposa sobre la tactilidad" (I.a (:>. por el hechl..-atk y el pc:ciliir est8:. El tacto. de lo continuo y lo discreto.. el tacto de los dedos actúa bajo la forma de una percepción discrirninatoria de los objetos sobre los que se posan: forma. p. de lo glol al y lo analítico. olfato.da.que la música llegue no sólo a sus órganos auditivos sino. por ejemplo. ¿cada uno de los sentidos inencionados tiene una única actividad sensorial? Ya vimos. Ida piel recoge -absorbe. en una sala de conciertos alguien cierra los ojos para concentrarse de manera excluyente sobre la audición de la música.

Si cs lcgitiino hablar de ia vista coino un órgano analítico. que basta iiombrar un objeto para tener una iinagen visual de &e objeto y que. y aun de las partes de los objetos. no hace falta decirlo. por ejemilo. o con distintos grados de intensidad. encontrar que la vista tainbién puede ser globalizante coino cuando un turista apresurado recorre un inuseo mirando las piczas "a vuelo de pájaro" o un individuo toma contacto con la fonna de un objeto mediante un "golpe de vista" porque sólo quiere informarse. su solución no pueden ser "sentidos" puesto que el planteo de un problema. puede ser reemplazado por el vocablo "advertir" y utilizado para dar cuenta de operaciones intelectuales: "percibir" un problema o la solución de un problema es tanto coino "advertir" un problema. en la perfurnena. sentir un sonido. si bien el gusto es un sentido en general globalizante y por lo tanto relacionado con el tacto dc la piel. revisan. tomados por separado. no por ello debemos olvidar que. acaso. y suela. grosso modo. Hemos sugerido que hay sentidos (como el tacto de la piel) que ticnen una función globalizante y otros (coino la vista) que tienen una función discriininatoria. Ello. no sensibles. oler u olfatear. del gusto puede revelar hasta el menor inatiz en la composición (siempre compleja) de un sabor.en el momento en que este sentido entra en actividad puede conducir a operaciones relacionadas con la discriminación. tragar o saborear. analítica. inientras todas las otras actividades perceptivas admiten ser descritas como una sensación. de modo tal que. separan y examinan. reserva nombris para marcar estas diferencias: mirar y ver. acompañarse de un sentimiento de alivio o de placer pero se trata de las consecuencias einocionales que esto trae al su-jeto el cual ha pasado de una tensión a una distensión. Así también. no puedo decir "siento el verde de las hojas". Los ojos. se prueba. por un lado confiere a la vista un estatuto privilegiado como órgano de la percep- ción y explica. la lengua. una forma consciente de graduar el gusto y por ello es diferente la actividad de la lengua o el paladar en contacto con una coinida a la que simplemente se traga o a la que se gusta. A esta actividad analítica debemos el hecho cierto de que disponcinos en abundancia de nombres para dar cucnta de la forina de los objetos inientras nos cuesta encontrar maneras de nombrar un sabor a paráfrasis o un olor y con frecuencia debernos hacerlo re~~urriendo o a figuras sinestésicas. Este parentesco de lo visual con lo inteligible puede quedar más claro si advertimos que. o el arribo a su solución. o se saborea: el "chef' de un restaurante o el catador de vinos de una bodega saben que una actividad aplicada. según la manera en que se aplique. y educada. al mismo tiempo. Mirar y ver. en un movimiento inverso. incluso la calidad nerviosa de su propia concentración. establecen diferencias que de algún mdio equivalen a las de sentir y percibir (aunque tainbién. se puede sentir globalinente un olor pero tainbién se puede analizarlo con el olfato (es lo que hace quien.' De ese inodo podeinos.jetos de la mirada. por eso inisino. al iilenos en español. El vocablo "percibir" en efecto. pero no un color ni una imagen: inientras puedo decir "siento el ruido de los motores".jeto hace del ojo o del oídd. en cada uno de ellos se registra un avance más o menos gradual que va de lo global a lo analítico. tanto como el mundo. en efecto. no ocurre lo mismo para el caso de las percepciones visuales.jeto de distintas maneras. Ello quiere decir. vista como noinenclatura. está tratando de escoger un perfimie que va a regalar o con el que va a regalarse). en un es&erzo más exigente de la inteligencia analítica uno pueda examinar su$sent:mientos sacándolos de la con( : . esto es. que siendo la vista el órgano más alejado del sentir es. o aspecto. el más volcado sobre el inundo y aquel cuyas operaciones son más semejantes a las de la inteligencia analítica.261 Entre el sentir elpercibir los ojos buscando una "monoisotopía sensorial" le será inevitable sentir precisamente la tensión de sus párpados. tanto como. tienen que ver con operaciones intelectuales. Fácil nds será advertir que la lengua. . cada uno de los sentidos pucdc aplicarse (y de hecho se nplica) a su ob. por lo tanto. tocar y palpar. sentir un roce o un contacto. por ejemplo. color. Esto no impide que la solución de un problema pueda. Habría. Un problema. oir y escuchar. estén como colonizados por la visualidad: las "(iguras dcl inundo" son cii'pofcciitajc abrumadoramciltc supcrior. se dan a la tarea de hacer de los objetos. Así. separan el tipo de aplicación que el su. En español se admite que podemos sentir un sabor. el más característicamente perceptivo. una decisión de la inteligencia -o de la atención. unidades discretas. . términos que van de lo continuo a lo discreto. de su dimensión. oir y escuchar. ob. miden. sentir un p e r w e . como las yemas de los dedos.

el cuerpo percibiente -ililstrado por Oriettisería el cuerpo sintiente enriquecido y modificado por la actiyjidad plural de la sensorialidad suyo ohjetivo es recortar 1:)s fip~irnsdcl mundo sobre el foi~do coiltiiluo del sentir. la ligura dcl cuerpo en las figuras del inundo. Resumiendo.ua literaria. es parte fundainental del arte del novelista. y son ellos. escuchando la voz del dueño al pie de la ventana. pero el si!jcto visto iiesde el cucrpo seiitido "otro" cs ttiilibid!~ o desde ei cuerpo peiribido.srtrfio cuyas cónctrvu paredes esiaban hechas con crrrus ya vistas. desde la más suave a la ixhs violenia. si lo expuesto hasta aquí resulta aceptable. de inanera paradójica. El arte del novelista. F~rridu~irentqs sensibltír de la d:scin:rividad. enchalecadq. dado que el cuerpo es una figura del rniindo la actividad perceptiva del sujeto inevitablemente toma tainbién -e incluso en primer lugar. UN'. dicho con más exigencia. n este casc consiste en crear una ilusión referencia1 donde la "realidad" se presenta al mismo e superficie y profuntiempo como continuidad y segrneritación. por su parte.al cuerpo como objeto. 1972. i : $ En esta rigurosa descripción de iin "estado de cosas" y un "estado de ánimo" donde están convocadas todas las formas sensitivas de la percepciór. decir que las pasiones violentas fi-acturaii la hoi~iogeneidad y por lo tanto si. si al cuerpo sentido se llega por operaciones inetonímicas. diseminación ella también siempre creciente y cada vez más rica de sentido.i? la experiencia del "otro" supone.s d~ lril . a las cuales sirve de soporte una sensación que persiste y se desplaza como si se tratara de una música de fondo. <~mún un paraíso invernal. El siempre el cucrpu pero en tanto cuerpo sei~tidq el s~ijcto.v (hrrtnió tr trtri~¿. experiencia cargada ella también de gravedad hoinogeneizante. un rastro de anioníaco y una olvidada playa de pescqdoresg. también cuerpo percibido.iicrpo. entonces la diferencia que va del sentir al percibir es la que va de lo genérico a lo específico o. a una diseminación del cuerpo en el espacio del mundo. y despertó ptrrtz volverse a ver -frío ahora. dispéptico. miró en el techo la última a todos los hombres. los novelistas.cpción). convoca al cuerpo sintieritt: y. hasta cierto punto. 9 8 Barcelona. debido a su imperfección sieinpre creciente. p. Icii oir<. 48. 1997. Si esto es así. olió. calmo. con púdicas expresiones de inquisión y renuncia.I L I ~ W "iiic Iic rcferido coii cicrto dciciliiiiiciilo LI cstc lema y csc motivo ine i i n ~ i d e tratarlo ahora nuevamente. luz del día. 28.Cuaderiios de Trabajo No.tinuidad en que yacían y recortindolos conio uii al?iclo d:. Ahora bien. Aquí se ve cómo lo propioceptivo es una interiorización del mundo bajo la forma de un "estado de ánimo" tanto como una aprehensión de sus fi' uras organizadas como un "estado de cosas". como tampoco debe olvidarsc que el percibir en ningún caso es una operación simple.a discriminación que opcraii los sentidos sobre los objetos del mundo.en los gritos de animales escuchando el anuncio del fin de L lejanos. y r~ciipcraiido. es una cxperiencia del cuerpo sintiente mediado por la instancia dc la enunciación. Círculo de Lectores. La pasión. El cuerpo. El "otro" es o cuerpo percibido. las partes inás o inenos visibles para el o-jo. al cuerpo percibido se llega por operaciones metafóricas. Toda pasióz.. y ! habría qiic ~:tcgiin[nrse chmo i l sujeto percibe sil propio c. por eso mismo. Sóio añadiré que la percepción del propio cuerpo es la experiencia de la incompletud y el de la imperfección de la mirada. de este modc el cuerpo percibiente es. . I. lo propioceptivo es una convergencia de interoceptividad (sensaciones) y de exteroceptividad (percepciones). !n prr-. no puede ser recuperado por éste sino de dos insatisfactorias maneras: suinando. 33s llevan. creo. a iardt. de lo continuo a lo discreto: la percepción opera recortes en la materia sensible. dibuja contornos. por lo tanto.bocu urriba en lrr cama. establece umbrales y transicio-les aunque nunca debe olvidarse que la materia sensible tiende continuainenie a la homogeneidad y que por eso el percibir. debajo del humo. es un esfuerzo hecho contra la gravedad del sentir. los que a su vez han educado nuestros sentidos. evocó una infancia canlpesip. Itistitiito de Ciencias Sociales y Hri~nziidades. como didad. De inodo tal que. leer eli sentido literai una 5g. Un fragmento de El astillero de Juan Carlos 0:ietti nos servirá de ejemplo: Después del alrrrirerzo se tiró en ltr crrn1tr. operaciones que. espectáculo dado a los den-ás y del que el sujeto por definición está excluido. por un proccdiiiiiciiio iiictalorico. materno. la propioceptividad hecha de una exteroceptividad minuciosa aunque sieinpre sostenida por la interoceptiVidad. en la huidiza iniiiediatez. Buscó un cigarrillo y se puso una manta en los pies.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful