You are on page 1of 2

Universidad del Rosario Escuela de Ciencias Humanas Filosofía de la Acción Ernesto Navarro Martínez

Protocolo: Puentes entre la elaboración teórica davidsoniana y la teoría de la acción hegeliana (14 de febrero)
Texto: Brandom, Robert. (2013). “Some post-Davidsonian elements of Hegel’s theory of agency”. En S. Rödl (ed.), Sinnkritisches philosophieren (De Gruyter).

De alguna forma, el objetivo de esta sesión fue introducir en la discusión de la clase el concepto de responsabilidad. La pregunta por la responsabilidad es una que ha estado presente desde el inicio del curso hasta el presente momento. El artículo de Brandom nos sirve para introducir la noción de responsabilidad en la discusión y para volver a Donald Davidson. La pregunta por la responsabilidad en Davidson surge debido a que incluimos los efectos de la acción en la descripción de la misma. El autor de la acción, de esta forma, es el autor de sus efectos. Davidson se limita a hablar de agencia, pero nunca desarrolla la cuestión de la responsabilidad. Brandom sostendrá, de cierta forma, que Hegel sí proporciona una relación entre agencia y responsabilidad (es en este sentido que puede hablarse de la teoría de la agencia hegeliana como “post-davidsoniana”). Brandom nos dice que existen dos órdenes descriptivos de eventos (y, por ende, de acciones): - Un orden intencional, que explicaría los eventos a través de la intención de los sujetos. - Un orden consecuencial, que explicaría los eventos a través de las consecuencias y efectos de los mismos. ¿En qué sentido estos órdenes son esenciales para hablar de acción e introducir la responsabilidad? Hegel, de acuerdo a la interpretación de Brandom, nos dice que la descripción intencional sola no basta. Las consecuencias de nuestras acciones llevadas a cabo son esenciales para entender las mismas a cabalidad. Ello sugiere que sólo tengo acceso a mi intención de manera retrospectiva. (Esto parece llevar a una suerte de externalismo que se contrapondría con el internalismo de Bernard Williams y su idea del conjunto de motivaciones subjetivas de los agentes.) A lo largo del artículo de Brandom, se perfilan cuatro conceptos hegelianos que resultan fundamentales para entender la teoría de la agencia que el alemán está proponiendo. Éstos son: - Tat: deed. - Handzung: action. - Absicht: intention. - Vorsatz: purpose. A partir de estos conceptos se perfilan dos explicaciones. (1) En primer lugar, está la idea que solamente a la luz del Tat puedo entender el Absicht. Este Tat, como acción terminada, incluye sus efectos1. (2) En segundo lugar, el Vorsatz del agente es lo que éste se propone y, de cierta forma, esto determina la forma en la que debe describirse la Handzung2. Aquí aparece, entonces, una fuerte tensión, puesto que (1) parece llevar a una descripción consecuencialista y (2) parece llevar a una intencionalista. Esta tensión se origina debido a que, si seguimos a Davidson, “deed” (Tat) y “action”

Aquí vale la pena recordar el “principio acordeón” davidsoniano , según el cual una acción como mero movimiento físico comporta ciertos efectos que deben ser tenidos en cuenta a la hora de hablar de la acción. Hay que ser cuidadosos en entender que esto no quiere decir que la acción se ensanche infinitamente en términos temporales, sino que usamos los efectos para poder dar cuenta de la acción. 2 Piénsese en lo que menciona Brandom sobre el “right to knowledge” en Hegel: no pueden privarse a los agentes del derecho especial que tienen a decir ciertas cosas sobre sus acciones.
1

1

Para resolver esta aparente paradoja. El concepto de contenido tiene un poco que ver con el hecho de que diferentes cosas pueden expresar el mismo contenido. respondo por una acción en el sentido en que es mía. que el hecho de que alguien tenga razones para actuar no quiere decir que éstas hayan figurado en su paisaje mental antes de actuar (más bien. y de esta forma se generan siempre modalidades del desacuerdo en las que se mueven las acciones. y más bien aboga por la unidad. entender la acción es explicitarla. un ejercicio de mutuo reconocimiento. Ser un agente implica reconocer cómo mi acción puede ser reconocible para mí cuando es enunciada por otros. pero ahí no para el asunto: la tarea. La solución va encaminada a pensar la acción como una escena en la que la comunidad y el agente son los protagonistas. Hegel se niega a aceptar cualquier tipo de descripción y división estática. En este punto se hicieron dos anotaciones importantes: primero. también entre Handzung y Vorsatz. idea que trabaja Brandom en su obra y sobre lo que no se entró en detalle). Además de convencer a la comunidad. resulta paradójico. al menos en principio. que Brandom tiene cierto interés en Hegel porque en la obra del mismo es rastreable una distinción entre explícito e implícito. la comunidad tiene el poder de determinar si las consecuencias hacen parte de la acción del agente. así pues. de esta forma. el diálogo con la comunidad se vuelve un proceso de aprendizaje. Volvamos un poco a los cuatro conceptos hegelianos que presenta Brandom para entender la solución a la aparente paradoja: Orden externo Orden interno ----TAT “Deed” ABSICHT “Intention” Descripción consecuencialista Responsabilidad HANDZUNG “Action” VORSATZ “Purpose” Descripción intencionalista Imputación Hay. mientras que la pareja Handzung-Vorsatz es autoridad del agente. Sin la intención subjetiva. En este sentido. Un verdadero ser racional. Cada uno tiene una autoridad particular en uno de los órdenes descriptivos. Hay. ello evidencia ciertos compromisos que el agente tiene. De esta forma. así. También discutimos el hecho de que tanto para Hegel como para Brandom la identidad absoluta entre propósito y acción es imposible. aplicar el concepto de contenido permite hablar de una unidad singular entre dos tipos de elementos diferentes. así pues. una íntima relación entre Tat y Absicht. que el Tat se describa consecuencialmente y la Handzung intencionalmente. que sólo puede develarse a través del Tat (orden explicativo sobre el que la comunidad tiene autoridad). la tarea es entender la intención de la acción. Se discutió también sobre el hecho de que en el habla cotidiana empleamos criterios hegelianos bajo los cuales catalogamos una acción como exitosa cuando hay una identidad entre el propósito y la acción llevada a cabo. y como fracaso cuando no existe tal identidad.(Handzung) son lo mismo. no obstante. el concepto de contenido se vuelve importante. 2 . segundo. Queda como tarea para el agente aprender a responder por los elementos de su acción que no son estrictamente imputables bajo su descripción intencional. ve sus creencias y sus compromisos como extraños y necesita exponerlo a los ojos de otros. y el proyecto filosófico de Brandom tiene un interés en explicitar. como agente. De esta forma. es convencer a la comunidad (que la descripción intencional de la acción coincida con la descripción de la comunidad). El agente tiene autoridad para dar la descripción bajo la cual la acción es una expresión de sus propósitos. La pareja Tat-Absicht es autoridad de la comunidad. pues. el evento no es una acción propiamente.