You are on page 1of 3

Espacio histórico y tiempo antropológico.

Pensar la relación de lo que significa el espacio para la historia y lo que es el tiempo para la antropología, inmediatamente me remite a las viejas discusiones suscitadas en algunas de las renombradas “escuelas” de antropología en el mundo respecto al carácter científico de la antropología y –por tanto de las ciencias sociales en general! "aber si la antropología se definía como una ciencia social con pretensiones igualables a las de las denominadas ciencias e#actas, particularmente respecto a su cercanía con las ciencias naturales, o si por el contrario se encontraba –más bien cerca de la historia y por tanto de sus m$todos! %&#plicación o interpretación' %&studio nomot$tico o estudio idiográfico' &stas parecían ser las opciones –siempre binarias– correspondientes a ciencias naturales e historia respectivamente! (ecordemos a los precursores evolucionistas o al culturalismo estadounidense, por poner dos ejemplos de esta oposición aparente! Pero este problema de m$todo está directamente relacionado con el del objeto! &ntonces, cabría preguntar %)uál es el objeto de la antropología' Para algunos es la cultura, para otros las estructuras sociales* para unos las regularidades sociales y para otros las diferencias! &stas discusiones iniciales se resolvían, para cada autor, en el marco de una primera idea general acerca del carácter de ese objeto+ sea cual fuera el objeto puntual de esa antropología, lo era respecto a las denominadas sociedades “primitivas”, “salvajes” o, más adelante, sociedades coloniales y post coloniales, tambi$n denominadas del tercer mundo por algunos autores! &n otras palabras, la antropología podía identificarse como el estudio del “otro”, de la alteridad y de las identidades de esa alteridad! "in embargo, al voltearse sobre sí misma, sobre sus propias sociedades, sobre los “mundos contemporáneos”, la antropología y los antropólogos y antropólogas se encontraron frente a una dificultad mucho mayor que, paradójicamente, resultó siendo su mayor ventaja+ si ese otro al que estudiamos está ahora en nosotros, es decir si nosotros mismos constituimos el otro, entonces %)uál es la relación entre alteridad e identidad' y sobre todo %)uál es el carácter que asumen los conceptos de cultura y estructura en este círculo incierto de no definiciones o no delimitaciones perfectamente distinguibles que es el mundo contemporáneo' &sto ha significado un cambio de paradigma que implica que ya no podamos hablar de )ulturas ,con may-scula. como si se trataran de islas no contactadas o como si habláramos de grupos humanos atemporales! &s en relación a esto que /ug$ propone una reconsideración de la relación entre antropología e historia porque, como re0a el título de esta sección, “"i el espacio es la materia prima de la antropología, se trata aquí de un espacio histórico, y si el tiempo es la materia prima de la historia, se trata de un tiempo locali0ado y, en ese sentido, un tiempo antropológico!” ,/ug$ 1223+ 14.! &n otras palabras, como lo podemos deducir de lo propuesto por el autor en Los no lugares, espacios del anonimato. Una antropología de la sobremodernidad, la cuestión del objeto es sobretodo poder locali0arlo en coordenadas de espacio tiempo dentro de las cuales se desarrollan hechos o fenómenos sociales, de los cuales unos constituyen estructuras, regularidades representativas de un sistema social o sociedades de un “tipo” ,en el sentido que le da &dmund 5each al t$rmino. especifico, mientras otros constituyen acontecimientos representativos del ,o que ponen de manifiesto el. cambio social, los procesos y conflictos inherente a toda estructura* en este caso, de “los mundos contemporáneos”, de la sobremodernidad! ,/ug$ 1223. Fig.1. relación espacio tiempo.

1

los destinos se individuali0an.arc /ug$ para referirse a la aceleración de todos los factores constitutivos de la modernidad. que tenemos la sensación de estar dentro de la @istoria sin poder controlarla! &s decir.. al conte#to histórico. y este presente está siempre cambiando!” . pero tambi$n contiene lo que /ug$ denomina sobremodernidad. grupo humano o sociedad! .)humpita0i 6778+ 41 96. y de los medios de información en general./ug$.o los mundos. sino un e#ceso triple! &s en primer lugar un e#ceso de espacio. de la persona.aunque breve. hipermodernidad . El mundo contemporáneo. Fig. se desarrolla a la ve0 una ideología del presente –porque el pasado se va muy rápidamente y el futuro no se imagina .! Pero tratemos de e#plicar brevemente lo que significa la sobremodernidad. &ste mundo contemporáneo contiene dentro de sí aquello que algunos autores denominan postmodernidad. o. ideológico.A>B>P&C>/. al acercamiento de las distancias! &n segundo lugar tenemos un e#ceso de >ndividuo. 6 . 1223. )uando /ug$ nos habla del mundo . y una individuali0ación nueva! ?ambi$n se conocen tantos acontecimientos a trav$s de la televisión.s. estructura acontecimiento y bases materiales de e#istencia. se refiere. que dicho de modo sint$tico viene a ser el “anverso” de la postmodernidad y viceversa . del siglo <=>>> y <><! &n la sobremodernidad. se tiene una relación nueva con los espacios del planeta.2. debido – paradójicamente al achicamiento del planeta. como veremos luego tenemos un e#ceso de historia+ la historia se acelera! . el espacio y el tiempo. la historia de la sociedad está cada ve0 más atravesada por la historia de los individuos! &n tercer lugar –y bastante relacionado con lo anterior. es un concepto acu:ado por el antropólogo franc$s . contemporáneo./ug$ 1223. ya que estos son relacionales! &n t$rminos generales+ “5a sobremodernidad . antes que a sociedades o grupos humanos en especial. 5a sobremodernidad es –como su propio nombre nos deja ver e#ceso* pero no un e#ceso cualquier.del franc$s surmodernit$. seg-n el autor. va permitir comprender sus otros conceptos. ya que el peso e#plicativo de este concepto dentro de la teoría de /ug$ es fundamental y su e#plicación . tecnológico. económico y ecológico en que dichas sociedades o grupos humanos se desarrollan! &n otras palabras hace referencia a lo que podemos denominar cultura.del franc$s hypermodernit$.El mundo contemporáneo: la sobremodernidad.

es decir como lo ficcional dentro de las sociedades y partiendo de esto hacia la imagen! Pero de esto hablaremos en el siguiente apartado! E .como efectivamente /ug$ le atribuye.&stos tres e#cesos son relacionales! @ay e#ceso de historia no solo porque $sta se acelera. por lo menos. 1223. de m-ltiples historias que se cru0an! Por supuesto que lo e#plicado antes es totalmente retroactivo . la historia es locali0ada. al cobrar importancia inusitada el individuo dentro de las e#plicaciones sociales! )omo lo dice el propio /ug$.! Ce este modo ya no podemos hablar de “historia” a secas. es decir esta en relación a un espacio específico* por tanto. ya que necesariamente multiplicación de espacios no significa multiplicación de acontecimientos! &l e#ceso de >ndividuo es lo que termina de darle forma a la multiplicación de la historia. sino de historias. el individuo se cree un mundo” . sí entendemos que el e#ceso de espacio de la sobremodernidad es tambi$n una multiplicación de los espacios . p!DE.. entonces esto nos lleva a la consecuente multiplicación de historias! Pero esto sólo no basta para sustentar nuestra afirmación. “en las sociedades occidentales. sino tambi$n porque se multiplica! "i seguimos lo afirmado por /ug$./ug$.! Pero nos hemos detenido en lo que podemos llamar la aparición de las historias porque nos remite a dos acepciones! 5as historias como procesos sociales y “las historias” como relatos.e#ceso de individuo debido a e#ceso de espacio e historia y e#ceso de espacio debido a e#ceso de historia e individuo.