Por qué la teoría de la relatividad es falsa

1. Relatividad restringida Teoría de la Relatividad Einstein fundó su teoría en dos principios: 1º En todos los sistemas de referencia galileanos, (que se mueven con velocidad constante y trayectoria recta) las leyes de la naturale a tienen una e!presión idéntica" #º $a velocidad de la lu es o%servada constante desde cualquier referencial de esa índole" $o que quiere decir que los fenómenos y leyes que se o%servan en un referencial, son idénticos a los que se o%servan desde todos los referenciales, que se mueven en línea recta y velocidad constante, respecto del primero" & sea, que una persona pesa los mismos 'ilos cuando est( su%ido a una %arca que cuando pasea por la orilla" ) un tro o de madera sumergido en un cu%o de agua, su%e con velocidad igual a la superficie, si reali amos la e!periencia en tierra firme, o si estamos su%idos en un tren en marc*a" ) si queremos simplificar la teoría, la +elatividad restringida de Einstein no es otra cosa que la aplicación del Principio de +elatividad de ,e-ton al fenómeno lu " El que estos principios sean falsos, como es el caso, es otra cuestión" Espacio y tiempo .unto a estos dos a!iomas, Einstein precisó lo que significa%an, para él, los conceptos de espacio y tiempo" /sí, el espacio es coe!tensivo con el universo" Puede contraerse y e!pandirse de acuerdo con la formulación de $orent , e incluso curvarse en presencia de la materia" $o cual es un *ec*o indiscuti%le porque nadie puede imaginarse qué es lo que esto significa" En cuanto al tiempo, llevó a ca%o una dr(stica simplificación: $a varia%le tiempo limita su acción a la simultaneidad" 01odos nuestros 2uicios so%re el tiempo se refieren a acontecimientos simult(neos0" En definitiva, reproduce nuestra conducta *a%itual de fi2ar los acontecimientos, en el tiempo, mediante la *ora que se3ala nuestro relo2" En otras pala%ras, ignora que el tiempo din(mico es duración, que el termodin(mico es orden, dirección, y que el multidin(mico tiene una dimensionalidad fractal superior a la unidad" $o que quiere decir que este 4ltimo ocupa una superficie" Es f(cil compro%ar que, por e2emplo, el tiempo %iológico, paradigma del multidin(mico, avan a so%re un (rea, en lugar de seguir una línea como el din(mico: En la muerte de un ser vivo, no e!iste un punto claro final, como ocurre con el tiempo din(mico en el que la llegada de un tren a la estación es un instante 4nico que puede darse con e!actitud" En el tiempo %iológico, en cam%io, *ay un momento en el que el encefalograma es plano, otro en el que el cora ón de2a de latir, otro en el que las células del ca%ello mueren, etc" 1odo va muriendo seg4n un tiempo propio distinto, cu%riendo el tiempo de la vida un (rea que se detiene contorneada por la muerte" Einstein para pro%ar la relatividad de la simultaneidad, propuso %ien conocidos e2emplos de trenes, reglas que se desli an, etc" Pero qui (s él mas claro y sencillo es el de una *a%itación con forma de cu%o regular en la que se enciende una lu en el centro" 5e modo que todas las paredes, 2unto con el tec*o y el suelo se iluminan al mismo tiempo, porque la distancia desde el foco es igual para todas" 6n o%servador situado en dic*o centro, lo ver( así" Pero otro que est(, separado del centro, por e2emplo apoyado en una pared, ver( que ésta se ilumina antes que la opuesta, ya que el camino recorrido por la lu es, en este 4ltimo caso, tres veces mas largo" El *ec*o de2a, por tanto, de ser simultaneo para el segundo o%servador" 7i el cu%o se despla a, la iluminación de todas las caras seguir( siendo simultanea para el o%servador situado en el centro, suponiendo que éste via2a con el cu%o" Pero, si no lo *ace porque est( situado en otro referencial, y ve como el cu%o se ale2a, desaparece la simultaneidad" Porque aunque realmente todas las caras se iluminan al mismo tiempo, como la distancia desde el o%servador a cada una de ellas es distinta, la información le llega con diferentes intervalos de tiempo" En resumen, cada o%servador ve una cosa distinta" ) aquí surge la cuestión fundamental: ¿es real lo que ve cada uno de estos observadores? " Porque partimos de una teoría del conocimiento avalada por la vida diaria que nos asegura que 0real es lo que vemos0" Entonces, la iluminación simultanea en todas las caras del cu%o es un *ec*o real para el o%servador que via2a en el centro del cu%o" En cam%io, para el o%servador situado en tierra, el *ec*o real es la no8simultaneidad" 1enemos así un mismo *ec*o que tiene dos interpretaciones contradictorias" Para algunos los dos *ec*os son reales, cada uno para el o%servador correspondiente" $o que 2ustifican diciendo que el tiempo de cada o%servador es distinto, ya que no e!iste un tiempo a%soluto, sino que éste es local y ligado a cada sistema de referencia"

Para mí, en cam%io, aunque admito el tiempo local en cada referencial en movimiento, no *ay mas *ec*o real que él que las seis caras se iluminan simult(neamente, mientras que lo que ve el o%servador en reposo no es real" Esta afirmación tiene en contra suya, a pesar de ser evidentemente cierta, que resulta muy c*ocante decir que lo que veo no es real, porque va en contra del criterio antes citado y, universalmente, admitido" 9as adelante e!plico con detalle las ra ones, e implicaciones, de este *ec*o, pero me apresuro a recordar, a*ora, que esta percepción real:no8real de%ida a la simultaneidad no es un caso e!ótico y aislado, sino que la propia física est( llena de e2emplos en los que la realidad discrepa de lo o%servado" ) por citar, a*ora, aunque sólo sea uno: el palo introducido en un cu%o de agua se ve que%rado" Pero, lo que se ve no es cierto, pues en cuanto lo sacamos del agua podemos compro%ar que el palo es recto" Concepto de observable. Estamos, ya, en situación de introducir un concepto nuevo que completa lo ya e!puesto" Porque cuando o%servamos, por e2emplo, una estrella situada a cien mil a3os lu , podemos decir que lo que vemos a*ora 0 fue" real *ace cien mil a3os, cuando la estrella esta%a allí, con cuya e!plicación la mayor parte de los ciudadanos estaría conforme y no sería preciso insistir m(s" ;enerali ando diríamos que todo lo que veo fue real en un cierto momento anterior al tiempo que marca mi relo2" Pero sucede que no es suficiente, ni cierta, esa afirmación, porque de%ido al tiempo que tarda la información en llegar al o%servador, se modifica la realidad de dic*o o%2eto" En otras pala%ras, la estrella que vemos situada a cien mil a3os no la vemos como era entonces, sino que la vemos modificada" / esta imagen que vemos del o%2eto real, antiguo y modificado, llamo 0o%serva%le0" Este es el fundamento, mas serio, de nuestra discrepancia con la teoría de la +elatividad, ya que mientras para ella el o%serva%le es, o fue, un *ec*o real" Para nosotros el o%serva%le no es, ni *a sido, un *ec*o real" <=ómo relaciona la +elatividad el *ec*o real con el o%serva%le>" Pues sencillamente, afirmando que la diferencia entre am%os no es otra que la de que est(n referidos a distintos sistemas de coordenadas: són un *ec*o 4nico visto desde dos referenciales distintos" Entonces para relacionarlos %astar( con esta%lecer un sistema de transformación de coordenadas" Einstein llevó a ca%o este estudio para el caso mas general de sistemas de referencia con e2es curvilíneos, lo que constituye el e2ercicio de matem(ticas m(s a%urrido de toda la física" Pero, adem(s, es un tra%a2o in4til, ya que al e!presar las coordenadas de un punto en función de las del otro sistema, se presupone que en am%os el punto es el mismo" 7in em%argo, veremos en seguida, que en dos sistemas cualesquiera del universo, o%tenemos dos o%serva%les distintos sin puntos comunes" $o que impide la transformación propuesta" 5e *ec*o esa imposi%ilidad se manifiesta siempre que alguno de los e2es representa una varia%le temporal" /ntes de 2ustificar todo lo dic*o *asta aquí, quiero a3adir que no solo nos vamos a enfrentar a la norma 0 real es lo que veo, lo que observo" , sino que, a partir de a*ora, se *ace preciso modificar la metodología científica" )a que si la teoría prevé, por e2emplo, que en un cierto punto dos o%2etos se iluminan simult(neamente, por e2emplo dos caras del cu%o anterior, la e!perimentación no confirmar( la teoría si el o%servador exterior comprue%a que, en efecto, se iluminan simult(neamente" )a que, sa%emos que para que realmente sucediera eso, de%ería o%servarlas, iluminadas, una después de otra, como *emos visto al definir el citado e2emplo del cu%o" Por tanto, volviendo al procedimiento metodológico, previamente, *e de transformar, si ello es posi%le, el *ec*o o%serva%le en real, y este 4ltimo es el que coincidir( con el presupuesto teórico, si la teoría es cierta" & sea que volviendo al e2emplo, el *ec*o o%serva%le *a de ser iluminación no8simult(nea que corresponda a un *ec*o real de iluminación simult(nea" Real distinto de observable. =omo *a quedado dic*o, la discrepancia entre real y o%serva%le se manifiesta en muc*os (m%itos de la naturale a" Para ?ertrand +ussell la o%servación de la realidad era una cuestión eminentemente su%2etiva: 1odo lo o%servamos a través de nuestros sentidos" 5e manera que por esta simple ra ón, es distinta la realidad de la sinfonía que oye el oído entrenado del conductor de la orquesta, que la que escuc*a el simple aficionado, o la que no oye el sordo" ) a esa diferencia inicial, de%ida a los sentidos, tenemos que a3adir la distinta interpretación de la realidad que nuestra diferente mente racional da a la información reci%ida: a la vista de una catarata, el ingeniero piensa en su e!plotación energética, el pintor en la %elle a de sus luces, y el filósofo, qui (s, en la vitalidad e!plosiva de la naturale a" En definitiva, cada uno o%serva e interpreta una realidad distinta" En el (m%ito de la física, *emos citado el caso en el que un palo recto, introducido en el cu%o de agua, parece que est( que%rado" Pero son numerosos los que pueden a3adirse a consecuencia de los distintos fenómenos de la lu y los o%servados so%re un referencial en movimiento: $os transeuntes sedientos que circulan por el desierto est(n sometidos a espe2ismos que les *acen ver, en la le2anía, lagos de agua en los que am%ullirse" Para un o%servador terrestre, el *ec*o o%serva%le es que el 7ol da vueltas alrededor de la 1ierra" Pero para un o%servador solar sería la

1ierra la que gira como una peon a so%re sí misma" ), por lo que sa%emos del universo, el *ec*o real no coincide con ninguno de los dos o%serva%les" =on el péndulo de @oucault ocurre lo mismo: ;ira la 1ierra si el o%servador se su%e al plano de oscilación, o gira dic*o plano si el o%servador est( sentado en la 1ierra" ), en todos los e!perimentos tipo 5oppler se o%servan y miden frecuencias que son distintas de las reales" Desdoblamiento del ob eto en real y observable" / las discrepancias entre real y o%serva%le, enunciadas *asta a*ora, *ay que a3adir la que *emos citado como un *ec*o nuevo, y es que de%ido al tiempo que tarda la propagación de la información, se modifica el valor o%serva%le" En realidad, se produce un desdo%lamiento, entre el o%2eto real y el o%serva%le, en el que cada uno de ellos go a de independencia suficiente para moverse a velocidades distintas" 5ivido el estudio en tres fases: Primera, estamos en presencia de un universo est(tico en el que o%servador y universo permanecen en reposoA segunda, el universo est( en e!pansión:contracción mientras el o%servador sigue en reposoA y, tercera, el universo permanece en reposo y es el o%servador el que se despla a" Empe amos con la primera: !niverso y observador est"n en reposo. 1odo est(, donde estuvo siempre" Este universo ca%e perfectamente en un 4nico referencial" Estaríamos en el caso de un espacio a%soluto, con un tiempo a%soluto" 9ateriali amos esa o%servación colocando relo2es, perfectamente sincroni ados, en los distintos o%2etos del universo" 5ic*o en otras pala%ras, en todos los puntos del universo los relo2es marcan la misma *ora" Este es el *ec*o real" Pasamos al o%serva%le: 7i con un telescopio o%servo el 7ol, veré que el relo2 situado allí marca un retraso de oc*o minutos respecto del que tengo a mi lado en la 1ierra" Es el tiempo que necesita la imagen del relo2, situado en el 7ol, para recorrer la distancia que nos separa y *acernos accesi%le su información" /lgo an(logo ocurrir( con todos los relo2es situados en otros cuerpos celestes" 7e3alar(n un retraso respecto del mío que corresponde al tiempo que tarda la lu en recorrer la distancia de cada cuerpo a la 1ierra" 5e manera que el universo que veo, universo o%serva%le, est( re2uvenecido respecto del real" 9as re2uvenecido cuanto m(s le2os est( la ona que o%servo" 5e modo que con el telescopio vería como eran los o%2etos *ace miles, millones o miles de millones de a3os" Bay un desdo%lamiento sólo temporal entre o%2eto real y o%serva%le" $a mayor parte de los o%2etos que veo me muestran como eran a una edad m(s 2oven que la que tienen los correspondientes o%2etos reales" En cam%io, no *ay desdo%lamiento espacial, ya que las cosas, y el o%servador, siguen donde siempre estuvieron" El universo o%serva%le, que se nos muestra en esta *ipótesis, no e!iste, ni *a e!istido nunca, ya que est( formado por reta os de universo real en distintas épocas de su *istoria" El universo se e#pande o contrae, mientras el observador permanece en reposo. ,uestro relo2 marca un tiempo 1" /puntamos con un telescopio el relo2 situado so%re el 7ol" ) vemos que se3ala una *ora 1 menos oc*o minutos, 18C" Dmaginamos, a*ora, que este 4ltimo relo2 viene *acia nosotros a una velocidad, que para que sea f(cil el ra onamiento, la elegimos igual a la mitad la de la lu : c:#" =on nuestro telescopio seguimos o%servando el relo2 solar, el cual, a pesar de que *a iniciado su recorrido *acia la 1ierra a la *ora 18C permanecer( est(tico *asta que *ayan transcurrido oc*o minutos desde que partió en su via2e *acia la 1ierra, el relo2 real" En ese momento, el relo2 que seguimos viendo en el 7ol marcar( el tiempo 1" Entre tanto, como el relo2 real via2a a la velocidad mitad de la de la lu tardar( en *acer todo el recorrido, 7ol81ierra, dieciseis minutos" =omo ya *an pasado oc*o estar( 0realmente0 a mitad de su camino" 1enemos así que se *a producido un desdo%lamiento espacial entre el relo2 real y el o%servado, ya que am%os ocupan un lugar distinto en el espacio: El real est( a mitad de camino, mientras que el o%serva%le aca%a de separarse del 7ol" Pero, adem(s, se mantiene el desdo%lamiento temporal, puesto que el relo2 o%serva%le se3ala la *ora 1, mientras que en el real, aunque no la veamos, la *ora es 1EC" =ada referencial tiene su tiempo local" En los oc*o minutos siguientes el relo2 real llegar( a la 1ierra" ) tam%ién lo *ar( el relo2 o%serva%le" 5e manera que la velocidad con que éste *a *ec*o el recorrido es c do%le de la velocidad del o%2eto real, ya que *a recorrido la distancia 7ol81ierra en oc*o minutos, mientras que el relo2 real *a tardado dieciseis" 7e3alamos que la velocidad "real" c:#, es "observada" con un valor do%le c" 6na ve el relo2 en la 1ierra, desaparecen los desdo%lamientos espacial y temporal" El relo2 o%serva%le coincide con el real, est( a nuestro lado y marca un tiempo 1E1F, igual que el nuestro" & sea, que el relo2 o%serva%le *a recorrido dieciseis minutos desde 1 a 1E1F , en oc*o minutos de nuestro relo2, o sea reales, por lo que *a movido sus agu2as a una velocidad distinta" 7e confirma, por tanto, que el tiempo de cualquier referencial en movimiento tiene un tiempo local, cuyos segundos son de duración distinta que los del relo2 real"

+esumimos, por tanto, que mientras todos los relo2es reales siguen sincroni ados y marc*ando al unísono, los o%serva%les no sólo no lo est(n, sino que se aceleran cuando se acercan al o%servador" & se atrasan cuando se ale2an, como vamos a ver en el via2e de vuelta del relo2 al 7ol" Pero antes quiero *acer esta refle!ión: 7i el relo2 real *u%iese venido a la velocidad de la lu , no nos enteraríamos que empe a%a su marc*a desde el 7ol, *asta el momento en que llega%a a la 1ierra" Guiere esto decir que el relo2 o%serva%le via2aría a una velocidad infinita" 5e modo que el o%servador vería simult"neamente el relo2 en el 7ol, en la 1ierra y en todos los infinitos puntos intermedios entre am%os o%2etos celestes, se3alando en todos ellos una *ora distinta" Dmaginamos, a*ora, que empie a el retorno del relo2 al 7ol, a la *ora 1 " /puntamos de nuevo el telescopio al 7ol" =omo la velocidad real es la misma que antes c:# el relo2 llegar( al 7ol a los 1F minutos de *a%er salido de la 1ierra" Pero nosotros no podremos constatarlo *asta oc*o minutos después, cuando nuestro relo2 marque las 1E#H" En ese momento veremos que el relo2 o%serva%le llega al 7ol y marca las 1E1F" Por consiguiente el relo2 o%serva%le *a tardado #H minutos en recorrer una distancia de oc*o minutos lu , por lo tanto la velocidad *a sido de c:I" 5e nuevo se3alamos que a una velocidad real c:# en un movimiento de e!pansión, la velocidad o%serva%le es distinta e igual a c:I" En cuanto al tiempo local, compro%amos que durante el via2e de vuelta el relo2 o%serva%le se *a retrasado oc*o minutos, por lo que deducimos de nuevo que sus segundos son distintos, mas lentos, que los reales" En resumen, una velocidad 0real0 se 0o%serva0 distinta seg4n el o%2eto venga o vaya" ) en am%os casos la velocidad 0o%serva%le0 es distinta del valor 0real0" 7i la velocidad de propagación de la información fuese infinita no ocurriría nada de esto, veríamos todos los relo2es marcando siempre la misma *ora que el nuestro" El universo permanece est"tico mientras que el observador se mueve. Gueda por estudiar este tercer caso" /l moverse 4nicamente el o%servador, los o%2etos del universo real permanecen fi2os, como en el caso del universo est(tico, donde esta%an" ,o *ay por tanto desdo%lamiento espacial" 7ólo *ay un desdo%lamiento temporal, cuyo desfase varía al despla arse el o%servador" Jemos, por e2emplo, un o%2eto cuyo relo2 marca el tiempo 1" Este valor ser( siempre inferior al que marca el relo2 del o%servador" Pero la *ora o%servada en el relo2 de ese o%2eto puede variar por la simple apro!imación :ale2amiento del o%servador, sin que sea preciso que transcurra tiempo alguno" Para que el ra onamiento quede claro, imaginamos que el o%servador pega un salto y se ale2a a una velocidad infinita del o%2eto" El tiempo real transcurrido es cero, sin em%argo, el relo2 o%servado en el o%2eto *a%r( pegado otro salto y *a%r( aumentado su retraso en un tiempo igual al que necesita la lu para recorrer el salto espacial dado por el o%servador" Partimos, a*ora, de la posición que ocupa la 1ierra realmente" ,uestro relo2 se3ala el tiempo 1" 9ientras el del 7ol marca 18C" 7i nos ale2amos del 7ol una distancia igual a la actual 7ol81ierra, el retraso que marcar( el relo2 solar respecto del nuestro ser( de dieciseis minutos, 181F" Esto si el trayecto lo *emos *ec*o a una velocidad infinita" Pero si *u%iésemos via2ado, como en e2emplos anteriores a la velocidad c:# , y partido con un tiempo 1 en nuestro relo2, al llegar a nuestro destino se3alar( 1E1F, ya que tardamos 1F minutos en el traslado" 9iramos el relo2 del 7ol y por la distancia a la que nos *allamos, for osamente, de%e tener una diferencia con el nuestro de 1F minutos" Por tanto se3alar( un tiempo 1 " Esto es, que mientras el relo2 del o%servador *a recorrido 1F minutos, en el del 7ol, solamente *an pasado C minutos" En el referencial del o%servador, para éste, es el 7ol el que se *a ale2ado una distancia 7ol81ierra en oc*o minutos, luego la velocidad con la que ve ale2arse el 7ol es la de la lu c" & sea, que la velocidad o%servada es do%le de la real" / continuación reali amos el trayecto inverso" ,uestro relo2 marca el tiempo 1, y el del 7ol 181F" Jia2amos a la velocidad real c:#" Basta que lleguemos a la posición *a%itual de la 1ierra *a%r(n pasado dieciseis minutos, por lo que nuestro relo2 se3alar( el tiempo 1E1F" Por su posición el del 7ol marca, for osamente, oc*o minutos menos, o sea 1EC" En el referencial del o%servador es el 7ol el que se *a acercado una distancia 7ol81ierra en un tiempo de #H minutos" Por tanto la velocidad o%servada es c:I" 5e nuevo, a una velocidad real c:# le *a correspondido una velocidad o%serva%le distinta c:I" Bacemos un peque3o resumen para se3alar que cuando la velocidad real de separación es c:#, si es el o%2eto el que se ale2a del o%servador la velocidad o%servada es c:I, pero si es el o%servador quien se ale2a del o%2eto la velocidad o%servada es c" ) lo mismo ocurre cuando se acercan a una velocidad real c:#" 7i es el o%2eto el que se acerca la velocidad o%servada es c, y si es el o%servador entonces la velocidad o%servada es c:I" @inalmente, en el caso general, en el

que o%servador y o%2eto, se mueven, como ning4n punto real, e!cepción *ec*a del que ocupa el o%servador, es accesi%le a éste, en sus coordenadas reales, el o%serva%le de dic*o punto, en cada sistema, es 4nico y distinto del o%serva%le en otro sistema, ya que los desdo%lamientos espacio8temporales de cada uno son diferentes" $o que *ace que sean puntos en distinto lugar y época" ,o ca%e relacionarlos con una transformación de coordenadas" $mpu%naci&n del 'rincipio de Relatividad de (e)ton Estas simples consideraciones permiten impugnar el principio de +elatividad de ,e-ton" )a que es evidente que un cierto fenómeno como el despla amiento del relo2 a la velocidad c:# se o%serva de distinta manera, si el o%servador va, o viene, y tam%ién si es el o%2eto el que va, o viene" Por consiguiente, cualquier e!perimento so%re ese referencial inercial se o%servar( de distinta manera, seg4n venga, o vaya: En uno de esos casos, por e2emplo, la velocidad o%serva%le era do%le de la real, pues %ien, todos los fenómenos, que ocurran en el referencial del o%2eto real, se reproducir(n a una velocidad do%le en el o%serva%le" $o que a su ve implica la e!istencia de gravitaciones, aceleraciones, temperaturas, etc" mayores que en el referencial del o%2eto real" 7upongamos, por e2emplo, la caída de un grave en el referencial que se ale2a de nosotros a la velocidad c:# " ) que el grave tarda un tiempo real de die segundos en llegar al suelo" Pero como seg4n nuestra o%servación la velocidad con que se ale2a es c:I tardar( por tanto en llegar al suelo 1K segundos" 7i el referencial en el que e!perimentamos viene *acia nosotros, a la misma velocidad real c:#, y el tiempo real de caída es tam%ién 1L segundos, a*ora o%servaremos que el tiempo de caída ser( la mitad del tiempo real, o sea, cinco segundos, ya que la velocidad a la que o%servamos el fenómeno es do%le de la real" En otras pala%ras, la gravitación o%servada varía, seg4n venga o vaya el referencial donde se e!perimenta" ), en definitiva, el fenómeno o%servado es distinto en am%os casos y distinto al valor real" 7i el referencial, que se mueve, es el del o%servador, llegamos a an(logas consecuencias" $o que implica la falsedad del Principio de +elatividad de ,e-ton" Gueda así pro%ado que el o%serva%le es distinto de cómo 0era0 el real, cuando este pasó por el punto en el que a*ora vemos al o%serva%le" 9uc*os de los fenómenos que nos relatan los astrofísicos so%re violentas e!plosiones, variaciones de magnitud y temperatura de algunas estrellas, gala!ias, G7&s, etc" no son otra cosa que narraciones so%re el o%2eto o%serva%le" $o que se nos muestra en unas pocas *oras, o incluso segundos, ocupó en el o%2eto real miles de a3os, y, naturalmente, todo fue m(s pacífico que lo que contemplamos a*ora" 7e puede a3adir que aquella parte del universo que se o%serva con un reds*ift menor que uno, el o%serva%le es m(s pacífico que el real, en cam%io para valores superiores es muc*o m(s violento" Estos 4ltimos se o%servan en tiempo invertido, de modo que un día reproducir(n, y nos *ar(n visi%le, el big bang" @inalmente, si el principio de ,e-ton es falso, con mayor ra ón el de Einstein que se apoya literalmente en aquel" ¿E#iste un espacio y tiempo absolutos? Bemos *ec*o *incapié en que las velocidades o%servadas son distintas seg4n sea el o%2eto, o el o%servador, quien se acerque o se ale2e, porque ello nos permite o%tener otras conclusiones importantes" En el caso general de ale2amiento, como o%servador y o%2eto se mueven, parte del mismo se de%er( al ale2amiento del o%2eto y parte al del o%servador" =omo no sa%emos que cantidad de velocidad de%emos atri%uir a uno o a otro, podremos descomponer la velocidad de ale2amiento o%servada en infinitos pares de valores, un sumando correspondiente al ale2amiento del o%2eto y otro al del o%servador" Por otra parte, *emos visto que al convertir estas velocidades o%serva%les en las correspondientes reales, las formulas son distintas para cada uno de los sumandos, en consecuencia, o%tendremos tantos valores de velocidad real como descomposiciones *agamos del total de la velocidad o%servada" En resumen, a un valor de velocidad o%serva%le pueden corresponder infinitos valores de velocidad real" $o que quiere decir que es imposi%le calcular el valor real a partir de la o%servación que *agamos con un espectómetro" / no ser que introdu camos alguna *ipótesis adicional" $a m(s com4n es que la 1ierra, donde est( nuestro o%servatorio est( en reposo" $o cual tam%ién sa%emos que es una *ipótesis falsa" @enómeno que denomino 'rincipio de $mposibilidad" ) que puede enunciarse diciendo: 7i no e!isten datos adicionales, es imposi%le calcular la velocidad real con la simple medición de una velocidad o%serva%le" Pero de todos esos valores posi%les de velocidad real, sólo uno es cierto" $o cual implica que de todas las descomposiciones posi%les de la velocidad o%serva%le, sólo una es la que se lleva a ca%o" ) esto a su ve implica que e#ista un espacio absoluto y que respecto de ese espacio cualquier referencial se mueve a una velocidad 4nica" $o que constituye el 'rincipio de *bsolutidad. Por idéntico ra onamiento, cuando medimos la información del tiempo transcurrido en un fenómeno o%serva%le no sa%emos qué cantidad de ese tiempo viene afectado por el movimiento de nuestro referencial y cual por el movimiento del o%2eto o%servado" 5e modo que seg4n la descomposición que se *aga del tiempo o%serva%le total

tendremos una medida diferente de tiempo real"(Jer apéndice)" 9as, como el tiempo real es uno, for osamente, de%e e!istir un tiempo absoluto, que es el que corresponder( a los despla amientos de los dos referenciales respecto del espacio a%soluto" 7i a estos argumentos a3adimos las discrepancias con la teoría que se presentan en las e!perimentaciones llevadas a ca%o, como el e!perimento de @i eau (1HM), el de Neeman (rec*a a%le por selección ar%itraria de los resultados), el de 9ontilla (1LLM), y en o%servaciones como el adelanto del peri*elio de 9ercurio (COM), etc" podemos concluir que la teoría de la +elatividad restringida es falsa"

Apéndice
$a formulación que relaciona la velocidad y el tiempo o%serva%les, con los del o%2eto real cuando am%os pasan por el mismo punto es tan simple que la propongo a continuación" Para ello distingo los cuatro casos enunciados en el te!to anteriormente: primero, el o%2eto se acerca, o ale2a, del o%servadorA y segundo, el o%servador se acerca, o se ale2a del o%2eto" +. El observador est" fi o y el ob eto se acerca. &/ El o%2eto real viene desde el punto / *acia el o%servador & y tarda un tiempo real 1 en reali ar el trayecto /& 1 P /&:J (J velocidad real) El o%servador se entera que / viene después de transcurrido un tiempo tQ P /&:c y a partir de entonces recorre /& en un tiempo o%serva%le t t P /&: v , (v velocidad o%serva%le), de modo que 1 P tQ E t ,$) si queremos conocer la relación entre velocidad real y o%serva%le, sustituimos los valores de t en la relación (D): /&:J P /&:c E /&:v que queda v P cJ :(c8J ) ,$$.. El observador est" fi o y el ob eto se ale a. &=/ El o%2eto real va desde & a / en un tiempo real 1 En ese instante el o%servador ve el o%2eto en = y podemos escri%ir &/ P J1 &=P v 1 mientras que =/ es el espacio que el o%2eto real tarda en recorrer a la velocidad real, durante el tiempo que la información recorre la distancia &=: &=:c P =/:J ) como &/ P &= E =/ sustituyendo queda J 1 P v 1 E v 1 "J :c v P cJ :(cEJ) ,$$$/. El ob eto est" fi o y el observador se acerca. &/ El o%servador va de & a / en un tiempo real 1 de modo que &/ P J 1 En cuanto al tiempo o%serva%le t P 1 E tQ en la que tQ es el tiempo que el relo2 de / se adelanta para el o%servador al acercarse a / : tQ P &/:c de modo que &/:v P &/:J E &/:c en consecuencia v P cJ :(cEJ ) ,$01. El ob eto est" fi o y el observador se ale a. &/ El o%servador *a recorrido &/ en un tiempo real 1 de modo que &/ P J 1 En cuanto al tiempo o%serva%le t a*ora *ay que restarle el retraso que se o%serva en el relo2 situado en / al ale2arse: t P 1 8 tQ o sea &/:v P &/:J 8 &/:c de donde v P cJ :(c8J ) ,00alores del tiempo observable en funci&n del real en los casos anteriores. En cuanto a las relaciones del tiempo o%serva%le con el real, f(cilmente deduci%les son las siguientes: &%servador fi2o 8 o%2eto se acerca : t P (c8J )"1 :c 0 0 0 ale2a : t P (cEJ )"1 :c &%2eto fi2o 8 o%servador se acerca : t P (cEJ )"1 :c 0 0 0 ale2a : t P (c8J )"1 :c