You are on page 1of 8

Uso de las mayúsculas.

El uso de letras mayúsculas se refiere como regla general a la letra inicial de las palabras, en aquellas circunstancias en que ello corresponde. Excepcionalmente, se emplean mayúsculas en la totalidad de las palabras cuando se trata del título de un documento, o de un capítulo del mismo; y con todavía carácter más excepcional, para enfatizarlas. Corresponde escribir con mayúscula letra inicial de una palabra, en los siguientes casos:
  

La primer palabra de toda oración; ya sea iniciada luego de un punto y aparte o de dos puntos cuando ello implique la apertura de una nueva oración. Los nombres propios de personas, lugares (como calles o plazas), accidentes geográficos como ríos o montañas, países, organizaciones y similares. La inicial de las abreviaturas: Sr. (señor), Dr. (doctor), Exmo. (excelentísimo).

Reglas de acentuación con tilde. El uso de tilde sobre la vocal túnica de algunas palabras, se rige por las siguientes normas:

Llevan tilde en la vocal tónica, las palabras agudas terminadas en vocal o en las consonantes N o S: sofá, canapé, salsifí, bongó, ombú, violín, ciempiés, salón. Por lo tanto NO llevan tilde las palabras graves terminadas en vocal o en las consonantes N o S.

Llevan tilde en la vocal tónica, las palabras graves terminadas en consonantes distintas de N o S: árbol, mármol, azúcar. Por lo tanto NO llevan tilde las palabras agudas terminadas en consonantes distintas de N o S.

Llevan tilde en la vocal tónica, todas las palabras esdrújulas: mínimo, máximo, pájaro, ángulo.

Llevan tilde todas las palabras terminadas en ÍA, ÍO, ÍE, ÚA y ÚO sobre la vocal tónica I o U: energía, caserío, desvíe, ganzúa, desvirtúe. Se exceptúan las palabras terminadas en FAGIA y CEFALIA: antropofagia, hidrocefalia.

Empleo de las letras B y V. Se escriben con B:
   

Las palabras en que precede a las consonantes R o L: brazo, cable. Las palabras que comienzan por BU, BUR, BUS, CU, AB, ABS, SUB: bueno, burla, búsqueda, cuba, abscisa, absuelto, suburbio. Las palabras que comienzan por BI, BIS, BIZ: binacional, bisagra, bizarro. Las formas verbales conjugadas que terminan en BA, BAS, BAMOS, BAIS y BAN de los verbos terminados en AR: caminaba, cantabas, pasábamos, amabais, lloraban. Las palabras que terminan en BIR, BIBILIDAD, UNDA y UNDO: subir, posibilidad, nauseabunda, vagabundo. Se exceptúan: vivir, servir, hervir, y las que en su raíz llevan V, como civilidad, movilidad, etc.

Se escriben con V:
  

Las palabras que terminan en IVO, IVA: nativa, altivo. Se exceptúan las formas conjugadas de los verbos terminados en BIR: escribo, escriba, etc. Las palabras que comienzan por AD y OL: advertencia, olvido. Las formas conjugadas de los verbos hervir, servir, ver, vivir: hervido, sirvo, viste, viven. de los verbos terminados en SERVAR: observando,

Las formas conjugadas conservaba, preservaste.

Las palabras con H. La circunstancia de que la letra H no se pronuncie ni influya en la pronunciación de otras — salvo seguida de la C, en CH — determina que se cometan frecuentes errores de ortografía que la involucran. A pesar de que existen unas pocas reglas que auxilian en cuanto a determinar los casos en que una palabra debe escribirse con H en su inicio o en su interior, el uso correcto de la H habrá de ser en gran medida resultado de aprender qué palabras en concreto llevan H; y resultado de una intensa práctica lectora desde la más temprana edad escolar. Se escriben con H:
 

Las palabras que comienzan con IE, UE, UI, IA: hiena, hueco, huidizo, hiato. Las palabras que derivan de las voces del griego HIDRO o HEXA: hidráulico, dihidro, hidrográfico, hexágono.

Las voces conjugadas de los verbos comenzados en H, como haber, hacer, hallar, halagar, heder, helar, herrar, herir, hervir, holgar, hollar: hube, hecho, haya, hiede, hiela, herrado, hiere, huelga, holla.

Las palabras con C con S y con Z. Se escriben con C:

Las palabras que terminan en ANCIA, ANCIO, ICIA, ICIE, ICIO, ACIA, ACIO: vagancia, escancio, caricia, planicie, oficio, gracia, espacio. Se exceptúan: ansia, afasia. Los diminutivos en ICA, ICO, ILLA, ILLO, ITA, ITO: avecita, pastorcito, naricilla, dolorcillo, nietecita, pedacito. No obstante, cuando la palabra lleva S en su sílaba final, se mantiene al formar estos diminutivos: huesecillo, cosita. Las palabras singulares que terminan con Z al pasar al plural: cruz —> cruces; paz —> paces; disfraz —> disfraces; juez —> jueces; nariz —> narices.

Se escriben con S:
  

Las palabras que terminan en ERSA, ERSE, ERSO: reversa, embellecerse, universo. Las palabras que terminan en ESTA y ESTO: cesta, manifiesto. Los adjetivos que terminan en OSA y OSO: gloriosa, hermosa, horroroso, venenoso. Los superlativos que terminan en ÍSIMO, e ÍSIMA: ilustrísimo, hermosísima.

Se escriben con Z:
 

Las palabras que terminan en AZO, EZA, IZO: golpazo, hachazo, pelotazo, aspereza, belleza, limpieza, asustadizo, enfermizo, etc. Los aumentativos que terminan en AZA, AZO: madraza, geniazo.

Las palabras con G y con J. Dado que la G tiene sonido suave antes de A, O y U, y fuerte antes de E e I, es preciso aplicar las reglas que determinan en qué caso un sonido fuerte se escribe con G y cuándo se escribe con J. Por otra parte, si en las sílabas de G suave con E e I corresponde pronunciar la U que normalmente no suena y sirve para determinar el sonido suave, se emplea el signo de la diéresis: cigüeña, argüir. Se escriben con G (fuerte):

   

Las palabras que terminan en GIA, GÍA, y GIO: adagio, regio, hemorragia, lumbalgia, energía. Se exceptúan: bujía, herejía, apoplejía, canonjía, alfajía. Las palabras que empiezan con el prefijo GEO (referente a tierra): geografía, geólogo, geometría. Las formas de los verbos que terminan en GER y GIR: proteger, corregir. Se exceptúan: crujir y tejer. Las palabras en que aparecen las letras GN y GM: gnomo, ignorante, repugnante, pigmeo, diafragma.

Se escriben con J:

Las palabras que terminan en AJE, JERO y JERÍA: lenguaje, bandidaje, aprendizaje, salvaje, flamígero, agujero, relojero, ropavejero, tijera, mensajería. Se exceptúan: ambages, ligero, exagera, aligera. Las palabras: jefe y sus derivadas, jerarca y sus derivadas, jeringa, jeroglífico, jinete, jirafa, jirón, y algunas otras.

Algunas palabras de origen árabe, llevan J final: carcaj, reloj

Reglas de puntuación.
El punto. (.) El punto es un signo en forma circular usado con la función de señalar el final de una oración. Mediante el uso de este signo ortográfico, las oraciones pueden ser leídas en forma ordenada. Con ayuda de los puntos, la lectura del texto es más fácil porque la información se encuentra dividida en varias partes. Los puntos pueden ser de dos tipos: los puntos y seguidos, punto aparte y los puntos finales.    El punto y seguido señala el final de un enunciado dentro de un mismo párrafo. El punto y aparte separa las oraciones de párrafos diferentes. El punto final se cola al final de un escrito para señalar que su terminación definitiva.

Ejemplo: Carlos estaba esperándome. En cuanto me vio llegar, dio señales de alivio.

La coma. (,) La coma es un signo de puntuación que tiene la forma de un pequeño gancho y sirve para señalar una breve pausa dentro del enunciado. Puede llegar a separar distintas palabras u oraciones, pero siempre deben referirse a un mismo tema. Ejemplo: Carlos, estoy esperándote. Él es amable, honesto, confiable y trabajador.

El punto y coma. (;) El punto y coma es un signo de puntuación que tiene un diseño combinado de una coma en la parte inferior y un punto en la parte superior. Este signo se utiliza para indicar en la oración una pausa más larga que la señalada por la coma, pero no tanto como la expresada por el punto y seguido. Al usar, en parte, la coma, no se usa mayúscula después de éste. Ejemplo: El cura no dudó; le parecía muy natural la pretensión. Es una persona dotada de muchas buenas cualidades; seria, responsable, de buen carácter, que se preocupa mucho por su familia; que tiene un alto sentido de su profesionalidad; y un excelente sentido del humor.

Los dos puntos. (:) Son signos de puntuación representados por dos pequeños puntos escritos uno encima de otro. También tiene la función se indicar una pausa en el enunciado para llamar la atención del lector y poner énfasis en lo que sigue a dicho signo. Ejemplo: Había tres virtudes que se valoraban: Fe, esperanza y caridad. Estimado Carlos: (comienzo de una carta); Señores del Jurado: (comienzo de un discurso)

Los puntos suspensivos. (…) Son signos de puntuación utilizados para establecer una pausa especial dentro del texto y que indica un suspenso. Se escriben en forma de tres puntos consecutivos. Los puntos suspensivos dan la sensación de que la oración quiere inducir a un final impreciso o incompleto. Ejemplo: Es un hermoso día, soleado, radiante, perfecto… Si yo te dijera todo lo que se de esa persona… Por algo dicen que quien mal anda…

Signos de interrogación. (¿?) Son signos de puntuación que sirven para indicar que la oración que precede o sigue a dichos signos, es una pregunta. Ejemplo: ¿Cuántos años tienes?

Signos de exclamación. (¡!) También llamados “de admiración”, dan un tono particular a la oración a la cual encierran porque, como bien su nombre lo afirma, le otorgan una entonación exclamativa con la intención de enfatizarla y llamar la atención del lector. Ejemplo: ¡Que hermoso día!

LA IMPORTANCIA DE LA ORTOGRAFÍA EN EL PROCESO DE INVESTIGACIÓN

Generalmente nuestras investigaciones son de forma escrita y durante el proceso nos encontramos con varias formalidades, a primera instancia pasa por desapercibida la ortografía, mas sin embargo es uno de los grandes problemas o más bien dicho, el reto al que como profesionales, investigadores y redactores enfrentamos, es tan importante la ortografía que va más allá de un problema escolar, pertenece a la vida y la encontramos en cartas, solicitudes, resoluciones judiciales, leyes y muchas otras, de allí surge la importancia en el proceso investigativo. Al momento de estar redactando nuestra investigación, es importante tener una buena escritura ya que si escribimos una palabra mal, tal vez le cambiemos el significado, lo cual repercutiría totalmente a nuestro trabajo y se dice que si nosotros tenemos una buena ortografía demostramos una buena presentación, respeto hacia la o las personas a quien escribimos. Nuestra buena ortografía nos ayuda a lograr un mayor conocimiento ya que con esta se tiene en cuenta los signos de puntuación y el uso correcto de las letras, el lenguaje que utilicemos en nuestra investigación debe de ser técnico, científico y formal, nunca deberá de ser informal porque la forma en la que comunicaremos cada proceso deberá de ser concisa y clara, el mensaje que transmitamos a nuestros lectores e incluso a nosotros mismos debe de estar expresado de la manera más correcta posible, siempre procurando un mayor alcance en los conocimientos ya sea durante el planteamiento del problema que es donde se inducirá al tema, este no debe de tener ningún tipo de error ya que cualquier acento o palabra distinta nos podría alejar de nuestro tema real, resulta lo mismo con nuestro marco teórico, los métodos y los resultados, porque cada una de las partes son esenciales y no deberán tener faltas, por más pequeño o grande que sea un error, este siempre será negativo para el proceso. Cada palabra, frase o estructura temática de nuestro trabajo es importante, no debemos de dejar pasar por alto las distintas reglas ortográficas, se debe de tener un conocimiento claro sobre estas normas para así llevarlas a la práctica e ir desarrollando un buen escrito, como investigadores debemos de dar importancia por igual a cada variable que se nos presenta durante el proceso, si no se tienen los conocimientos, entonces se deberá indagar e investigar las reglas y después de ello, iniciar, desarrollar y concluir para así tener una buena estructura que de calidad a nuestro trabajo. Pienso que la ortografía son los cimientos, es la forma en que transmitimos lo que percibimos, nuestro trabajo no tendrá una buena forma sin que antes no iniciemos con unas buenas bases las cuales son una buena redacción y una buena estructuración de la investigación.

Actualmente y desde hace mucho tiempo se ha estado viviendo en un mundo en donde la comunicación es muy importante para las personas y generalmente se hace de manera escrita, siendo la ortografía y la redacción parte fundamental para que esta se pueda lograr de la mejor manera. Para poder llevar a cabo un buen trabajo de investigación tenemos que tener una buena ortografía que nos permite tener claridad en lo que estamos transmitiendo, además de que en consecuencia si se tiene una buena ortografía y el trabajo cuenta con una buena redacción este tendrá una mejor presentación la cual será de mayor impacto para quien vaya dirigido y simplemente causara mayor interés al lector. También tener una buena ortografía permite al investigador y a su proyecto tener una mayor calidad, por lo que podemos decir que esto es una cadenita, entre mejor ortografía mayor claridad, entre mayor claridad mejor presentación y entre mejor presentación una mayor calidad. A veces cuando nos toca ver o nos toca estudiar sobre el tema de ortografía siempre nos cuestionamos él para que estudiar o aprenderse las reglas de ortografía y muchas veces nosotros como jóvenes pensamos que estas no nos servirán de mucho, lo vemos como algo tan simple que parece que no tiene importancia, como algo que no nos servirá, pero no vemos que la escritura y la ortografía nos puede identificar a nosotros como personas, ya que puede servir como una buena presentación hacia los demás (en caso de tener buen uso de la ortografía) o bien se puede dar como una mala presentación, por ello es muy importante conocerlas y practicarlas y hacer de la escritura un habito para poder tener más dominio de ella. En conclusión el equipo ha llegado a que en el proceso de cualquier investigación sin importar la temática o el fin que tenga, es muy importante realizarla con una adecuada ortografía ya que un pequeño error o escribir incorrectamente cualquier palabra puede alterar o cambiarle el significado lo que pueda hacer que se malinterpreten la explicación o el resultado de la investigación y nada de lo que se ha investigado tenga sentido, para esto es necesario tomar en cuenta las reglas de ortografía como los signos de puntuación y acentuación que ya conocemos así como el uso correcto de las letras con diferentes terminaciones. Todo esto nos ayudara y nos permitirá a todos nosotros lograr un mayor alcance de nuestros conocimientos además de comunicar y expresar mejor nuestras ideas hacia los demás.