ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

4
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales


INTRODUCCIÓN

El embarazo es uno de los períodos más demandantes en el ámbito nutricional en la vida
de una mujer, este implica la rápida división celular y el desarrollo de órganos, para apoyar este
proceso de desarrollo fetal, es esencial contar con un adecuado suministro de nutrientes.
La deficiencia de hierro es uno de los trastornos más comunes en el mundo y se produce
cuando la cantidad de hierro disponible es insuficiente para cubrir las demandas. Si esta
situación se prolonga conduce a la anemia. Se estima que 130 millones de individuos en el
mundo sufren de anemia, cuya causa principal es la deficiencia de hierro, siendo el grupo más
vulnerable las mujeres durante el embarazo y la lactancia. Estas son las áreas en donde la
deficiencia de hierro es altamente prevalente. Es importante mantener el valor adecuado de
hemoglobina en la mujer gestante ya que permitirá controlar posibles alteraciones y patologías
que se pueden presentar en el embarazo, parto y post parto, como son, el parto pretérmino, el
recién nacido pequeño, entre otras que podrían tener graves consecuencias en la salud del recién
nacido. El presente trabajo se centra en conocer la prevalencia de anemia en las gestantes, y así
como también identificar sus causas y consecuencias; cuál es el tratamiento a seguir después de
su diagnóstico y finalmente señalar las complicaciones que se pueden identificar tanto en la
madre como en el hijo.












ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

5
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales


CONTENIDO
1. PLANTEAMIENTO DE LA INVESTIGACIÓN
1.1. PLANTEAMIENTO DESCRIPTIVO DEL PROBLEMA
La sangre es el líquido que mantiene la vida y circula a través del corazón, las arterias,
las venas y los capilares del cuerpo. Elimina los desechos y el dióxido de carbono y lleva
nutrientes, electrólitos, hormonas, vitaminas, anticuerpos, calor y oxígeno a los tejidos. Se
destacan de todos ellos, el oxígeno y el hierro, transportados por los glóbulos rojos en el torrente
sanguíneo, por lo cual, la insuficiencia de glóbulos rojos o la capacidad reducida de su función,
es el causante principal de anemia.
Se reconoce entonces, que toda complicación de salud comprometerá en alguna manera
el estado sanguíneo del paciente, en algunos casos representa el medio principal para la
supervivencia del afectado y muchas otras veces al detectar el origen del problema directamente
en la sangre, como es el caso de la anemia.
La anemia es un problema de salud que ha ido incrementando en la última década, y se
ha manifestado en diferentes etapas de la vida del ser humano; inclusive en la etapa de gestación
de una mujer. Se considera a la gestación, como una de las etapas que requiere de una enorme
cantidad de cuidados, pues se habla de la vida de la madre y el feto como una sola, y un defecto
durante este proceso podría comprometer de manera grave a ambos.
Cabe resaltar que muy aparte de los factores fisiológicos que en parte suman al
desarrollo de la anemia durante la gestación, existe un pequeño porcentaje que se le otorga a los
factores psicológicos, que repercuten en la mujer durante la gestación. Comúnmente se ve en
pacientes que presentan rechazo por parte de su entorno durante el proceso gestacional,
desencadenando depresión y malos hábitos nutricionales, estos últimos influyen de gran manera
en la mujer e incrementa la probabilidad de desarrollar anemia.
En la actualidad, en nuestro país, a pesar de innumerables y costosas campañas y
proyectos que fomentan la capacitación a las mujeres gestantes con el fin de evitar el aumento
de madres con anemia; el porcentaje de anemia gestacional sigue elevado y resulta alarmante
pues con el desarrollo de la anemia se originan complicaciones, que como se mencionó
anteriormente, afectan directamente al feto.
Tales complicaciones perinatales como rotura prematura de membranas, amenaza de
aborto, oligohidramnios, trabajo de parto prematuro y bajo peso al nacer, tienden a repercutir en
el desarrollo del neonato, es por ello que los niveles de anemia gestacional deben ser
disminuidos.
El bajo peso al nacer ha constituido un enigma para la ciencia a través de los tiempos.
Múltiples son las investigaciones realizadas acerca de las causas que lo producen, y las
consecuencias que provoca. El peso al nacer es una de las variables reconocidas entre las de
mayor importancia, por su asociación al mayor riesgo de mortalidad en cualquier período, sobre
todo perinatal.

ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

6
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales


El peso al nacer es, sin dudas, el determinante más importante de las posibilidades de un
recién nacido de experimentar un crecimiento y desarrollo satisfactorios, por eso actualmente la
tasa de recién nacidos con bajo peso se considera como un indicador general de salud. Se sabe
que es de causa multifactorial, pues se debe tanto a problemas maternos como fetales, así como
también ambientales.
El nacimiento prematuro se da en uno de cada diez embarazos. Anualmente, se
producen en el mundo en torno a 13 millones de nacimientos prematuros. El nacimiento
prematuro constituye un problema grave de salud. Está asociado a un riesgo considerable de
enfermedad e incluso muerte del bebé recién nacido.
A pesar de los avances en materia de cuidados neonatales, que han contribuido a
aumentar el índice de supervivencia de los recién nacidos muy prematuros, el riesgo de los
bebés prematuros de experimentar problemas de salud y del desarrollo todavía es muy superior
al de los bebés nacidos a término.
Los bebés prematuros presentan mayor riesgo de sufrir complicaciones neonatales y
discapacidades permanentes, como retraso mental, parálisis cerebral (PC), problemas
pulmonares y gastrointestinales y pérdida de visión y audición. La probabilidad de morir
durante la primera semana de vida de los bebés nacidos tan sólo unas semanas antes es seis
veces superior a la de los bebés nacidos a término, y la probabilidad de que mueran antes de
cumplir el año es tres veces superior. A largo plazo, los niños que nacieron prematuramente
tienen mayor riesgo de desarrollar enfermedades cardiovasculares, hipertensión y diabetes en la
edad adulta y, posiblemente, también presenten un riesgo mayor de padecer cáncer. Las
complicaciones médicas asociadas a la prematuridad también presagian discapacidades
educacionales y ocupacionales futuras, incluso más allá de la infancia tardía.
La situación descrita llevó a plantear las siguientes interrogantes:
1. Qué relación existe entre anemia gestacional y recién nacido de bajo peso en el
servicio de gineco-obstetricia y neonatología del Hospital de Baja Complejidad de
Vitarte. Periodo Enero 2009 a diciembre del 2013.
2. Correlacionar la anemia gestacional con prematuridad en el servicio de gineco-
obstetricia y neonatología del Hospital de Baja Complejidad de Vitarte. Periodo
Enero 2009 a diciembre del 2013.
3. Precisar el índice de anemia gestacional en el servicio de gineco-obstetricia del
Hospital de Baja Complejidad de Vitarte. Periodo Enero 2009 a diciembre del 2013.
4. Precisar el índice de recién nacido con bajo peso en el servicio de neonatología del
Hospital de Baja Complejidad de Vitarte. Periodo Enero 2009 a diciembre del 2013.
5. Precisar el índice de recién nacido prematuro en el servicio de neonatología del
Hospital de Baja Complejidad de Vitarte. Periodo Enero 2009 a diciembre del 2013.

Para obtener respuesta a las interrogantes antes formuladas se plantea una investigación sobre:
Relación existente entre anemia gestacional y complicaciones perinatales en mujeres gestantes
del Hospital de Baja Complejidad de Vitarte en los años 2009 a 2013.

ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

7
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales


1.2. FORMULACIÓN Y DELIMITACIÓN DEL PROBLEMA
En este estudio el problema se plantea a través de la siguiente interrogante.
¿Cuál es la relación existente entre anemia gestacional y complicaciones perinatales en los
servicios de gineco-obstetricia y neonatología del Hospital de Baja complejidad de Vitarte,
durante los periodos comprendidos entre enero del 2009 a diciembre del 2013?

1.3. VIABILIDAD Y FACTIBILIDAD
El trabajo a realizarse es viable técnicamente y factible, porque se cuenta con la
información estadística de las variables en estudio. Así mismo la disponibilidad de historias
clínicas previa gestión documentaria. y financiera ya que está a nuestro alcance económico.

1.4 JUSTIFICACIÓN DEL ESTUDIO

En el mundo la cantidad de gestantes con anemia es alarmante valores equivalentes a 56
millones, del cual 7 millones representan a Europa y América. En el Perú… Estudios clínicos
revelaron que la anemia se asocia con complicaciones del embarazo y del parto en la madre, en
el feto y en el recién nacido, como mayor morbilidad y mortalidad fetal y perinatal, parto
prematuro, peso bajo al nacer, hipertensión arterial e infección genital y, lo que provoca
desarrollo psicomotor retardado y alteraciones neuroconductuales. El bajo peso al nacer se
considera en la actualidad una de las causas más importantes de morbimortalidad perinatal, y es
uno de los indicadores más útiles para evaluar los resultados de la atención prenatal, las
perspectivas de supervivencia infantil y la salud del niño durante el primer año de vida. Se ha
dicho que la mortalidad durante el primer año de vida es 14 veces mayor en los niños que nacen
con un bajo peso, que en los que tienen un peso normal al nacimiento.
El parto prétermino se reconoce en la actualidad como un síndrome heterogéneo, y
constituye la causa más importante de morbimortalidad perinatal, es el responsable del 70% de
las muertes neonatales y del 50% de los trastornos neurológicos del recién nacido. Asimismo,
este se relaciona con gastos importantes en el sector de salud pública. En el momento actual
están bien definidos los factores de riesgo del bajo peso al nacer, dentro de los cuales los riesgos
médicos del embarazo como la anemia materna ha tenido un papel considerable.
Por la repercusión tan significativa en la morbimortalidad perinatal que tienen el bajo
peso al nacer y prematuridad, decidimos hacer este trabajo, relacionándolo como causal la
anemia gestacional.

1.5. PROPÓSITO DEL ESTUDIO

Alcanzar una propuesta de mejoramiento a partir de la información obtenida, tendente a
contar en el mediano o largo plazo con medio de información para el médico de familia e cuanto
a la necesidad de seguimiento continuo en gestantes anémicas eliminando los puntos débiles de
los programas de prevención y promoción de la gestante de riesgo.
ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

8
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales


1.6. OBJETIVOS DEL ESTUDIO

Objetivo general
 Determinar la relación existente entre la anemia gestacional y las complicaciones
perinatales, en el servicio de gineco-obstetricia y neonatología del Hospital de Baja
Complejidad de Vitarte. Periodo Enero 2009 a diciembre del 2013.

Objetivos Específicos
 Correlacionar la anemia gestacional con recién nacido de bajo peso en el servicio de
gineco-obstetricia y neonatología del Hospital de Baja Complejidad de Vitarte. Periodo
Enero 2009 a diciembre del 2013.
 Correlacionar la anemia gestacional con prematuridad en el servicio de gineco-obstetricia y
neonatología del Hospital de Baja Complejidad de Vitarte. Periodo Enero 2009 a diciembre
del 2013.
 Precisar el índice de anemia gestacional en el servicio de gineco-obstetricia del Hospital de
Baja Complejidad de Vitarte. Periodo Enero 2009 a diciembre del 2013.
 Precisar el índice de recién nacido con bajo peso en el servicio de neonatología del
Hospital de Baja Complejidad de Vitarte. Periodo Enero 2009 a diciembre del 2013.
 Precisar el índice de recién nacido prematuro en el servicio de neonatología del Hospital de
Baja Complejidad de Vitarte. Periodo Enero 2009 a diciembre del 2013.
























ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

9
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales

2. MARCO TEÓRICO
2.1. ANTECEDENTES

 Autores: Msc. Eida Rosa Mariño Membriles, Msc. María Marlen Ávalos Gonzales,
Msc. Victoria Guadalupe Baro Jiménez. Título: Factores de riesgo que influyeron en el
bajo peso al nacer. Lugar y Fecha: Estudio se realizó en el Policlínico Aleida
Fernández Chardeit en la Habana, Cuba en los años 2007-2009. Objetivo: Determinar
los factores de riesgo que influyeron en el bajo peso al nacer en el Policlínico “Aleida
Fernández” en los años 2007-2009. Conclusiones: El bajo peso al nacer sigue siendo
un problema de salud pública que se manifiesta como el resultado de múltiples factores
de riesgo que favorecen y/o causan este problema, los antecedentes de abortos
provocados y la nuliparidad, la desnutrición materna con insuficiente ganancia ponderal
durante el embarazo, la presencia de anemia gestacional y sepsis vaginal; según este
estudio, confirmaría que estos factores promueven el desarrollo de bajo peso en el
recién nacido.

 Autores: Aida Esther Montalvo Millán, Rolando Ávila Rondón. Título: Factores
maternos que predisponen el nacimiento del recién nacido de muy bajo peso. Lugar y
Fecha: Estudio se realizó en el Hospital “Carlos Manuel de Céspedes” del 1ro de enero
al 31 de agosto del 2012. Objetivo: Determinar cuáles son los factores maternos que
predisponen el nacimiento del recién nacido de muy bajo peso. Conclusiones: Luego
del estudio realizado dentro de los factores que causaron mayor afección al recién
nacido en cuanto a su peso encontramos a las madres fumadoras, sepsis vaginal y
urinaria. Dentro de los cuales el más representativo resulto ser la sepsis vaginal con un
alto porcentaje (80,9 %) asociado con casos de recién nacidos con bajo peso.


 Autores: Ana Paula Sayuri Sato, Elizabeth Fujimori. Título: Estado nutricional y
aumento de peso en la mujer embarazada. Lugar y Fecha: Estudio se realizó en un
Centro de Salud localizado en el municipio de São Paulo en mujeres gestantes que
frecuentaron el prenatal entre junio de 2005 y diciembre del 2006. Objetivo:
Caracterizar el estado nutricional y el aumento de peso de gestantes atendidas en el
Centro de Salud, y evaluar la influencia de esas variables en el peso al nacer del niño,
con vistas a subvencionar el equipo de salud en el acompañamiento prenatal.
Conclusiones: Los datos obtenidos del estudio fue que la ocurrencia de anemia y bajo
peso al nacer fue inferior a 5%, sin embargo casi un tercio inició la gestación con
sobrepeso/obesidad.De las gestantes que iniciaron el embarazo con bajo peso, casi 60%
terminaron con bajo peso y no se observó asociación significativa entre peso al nacer y
IMC inicial (p=0,16) o final (p=0,65) o nivel de hemoglobina materna (p=0,22).







ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

10
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales





 Autores: Pedro Rodríguez Domínguez, Víctor Martín Ojeda. Título: Implicaciones de
la desnutrición materna. Lugar y fecha: Área de salud Milanés de Matanzas, entre los
años 2000 y 2009. Objetivo: Analizar la relación entre desnutrición materna, ganancia
de peso transgestacional y peso al nacer. Conclusiones: Se puso de manifiesto que la
desnutrición materna es un predictor del peso deficitario al nacer, sobre todo, si se
acompaña de anemia e insuficiente incremento de peso transgestacional. Se hace
necesario revalidar la identificación de las mujeres en edad fértil desnutridas antes de
engendrar, propiciar atención nutricional y terapéutica oportuna por parte de los
profesionales que atienden la atención primaria de salud.

 Autores: Gustavo F. Gonzales, Vilma Tapia, Manuel Gasco, Carlos Carrillo. Título:
Hemoglobina materna en el Perú: Diferencias Regionales y su asociación con resultados
adversos perinatales. Lugar y Fecha: El estudio se realizó en 43 establecimientos de
salud del Perú (10 de la costa, 22 de la sierra y 11 de la selva) del 1 enero del 2010 al 31
de diciembre del 2010. Objetivo: Establecer la frecuencia de anemia y eritrocitosis en
gestantes de diferentes regiones del Perú y la asociación con los resultados adversos
perinatales utilizando los datos del Sistema de Información Perinatal (SIP) del
Ministerio de Salud (MINSA). Conclusiones: Hay diferencias por región geográfica en
la frecuencia de anemia. Tanto la anemia severa como la eritrocitosis aumentan los
resultados adversos perinatales.

 Autores: José Israel López. Miguel Lugones Botell. Susana Mantecón Echevarría.
Deborah Pérez Valdés-Dapena. Camilo González Pérez. Título: Algunos factores
maternos relacionados con el recién nacido bajo beso en el policlínico “Isidro de
Armas”. Lugar y fecha: Policlínico "Isidro de Armas" del municipio Playa, LaHabana,
desde el 1ro. de enero del 2003 al31 de diciembre del 2008. Objetivo: Identificar los
principales factores de riesgo que pueden ser causa de bajo peso en el recién nacido.
Conclusiones: Las edades maternas extremas, la baja escolaridad y el estado civil,no
tienen influencias en el recién nacido bajo peso, mientras sí la tienen, laocupación
(madres trabajadoras) y algunas enfermedades como la hipertensiónarterial y el asma
bronquial.

 Autores: María del Carmen Leal Soliguera. Título: Comportamiento del bajo peso al
nacer y repercusión sobre la mortalidad infantil en el quinquenio 2001-2005. Lugar y
fecha: Policlínico Docente Wilfredo Santana Rivas años 2001-2005. Objetivo: Evaluar
el comportamiento de algunas variables maternas y su repercusión sobre el bajo peso al
nacer y la mortalidad infantil. Conclusiones: La preeclampsia se destacó como
principal causa de crecimiento intrauterino restringido. La sepsis vaginal fue causa
frecuente de parto prétermino en nuestro universo de estudio. Se señala el parto
pretérmino, como causa principal de mortalidad en este trabajo.


ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

11
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales


 Autores: José Luis Iglesias-Benavides, Laura Esther Tamez-Garza, Ileana Reyes-
Fernández. Titulo: “Anemia y embarazo, su relación con complicaciones maternas y
perinatales”. Lugar y fecha: El estudio prospectivo, transversal, observacional y
comparativo,fue efectuado durante el periodo comprendido del1 de mayo al 1 de agosto
de 2008. Se estudiaron 600 pacientes que ingresaron al Servicio de Obstetricia del
Hospital Universitario Dr. José Eleuterio Gonzáles, para atención obstétrica. Objetivo:
Conocer la incidencia de anemia en las pacientes obstétricas atendidas en el Hospital
Universitario Dr. José Eleuterio González, y su vinculación con diversas
complicaciones maternas y perinatales. Resultados: Los resultados obtenidos fueron
que la anemia en 35% de las pacientes, predominando la ferropénica en 94.2%. En las
mujeres anémicas se demostró una incidencia significativamente mayor de amenaza de
aborto, infección urinaria, PARTO PREMATURO, ruptura prematura de membranas,
estado hipertensivo del embarazo, oligohidramnios, hemorragia obstétrica,
hemotransfusión, infección de herida, RECIÉN NACIDOS DE BAJO PESO Y
MENORES DE 37 SEMANAS, así como mayor número de ingresos a las unidades de
cuidados intensivos e intermedios. Conclusiónes: La anemia es una enfermedad
frecuente que se asocia con graves complicaciones durante el embarazo. Es importante
una detección y manejo tempranos con suplementos de hierro y vigilancia médica que
incluya estudios de biometría hemática seriados.

 Autores: MSc. Ana Rosa Jorna Calixto, MSc. Ingrid Rodríguez Crespo, MSc. Pedro
Luis Véliz Martínez, Dra. Rosabel Cuellar Álvarez, MSc. Yadira Olivera
Nodarse.Título: Comportamiento del bajo peso al nacer en el Policlínico Universitario
"Héroes del Moncada" (2006-2010) Lugar y fecha: Behavior of low birth weight in the
"Héroes del Moncada" University Polyclinic (2006-2010). Objetivo: caracterizar el
comportamiento del bajo peso al nacer, en el periodo 2006- 2010, en el Policlínico
Universitario "Héroes del Moncada".:Conclusiones: el índice de bajo peso al nacer,
aumentó a partir de los dos últimos años, el mes de agosto es el de más alto índice. El
mayor porcentaje de los recién nacidos bajo peso fueron de piel blanca, con un peso
promedio superior a los 1 500 g, cuyas madres en su mayoría, al momento del parto,
tenían edades entre los 21 y los 40 años. Predominaron los partos pretérminos y los
nacimientos del sexo femenino. Hubo una mayor cantidad de niños nacidos con bajo
peso, cuyas madres tenían antecedentes patológicos de enfermedades crónicas no
transmisibles, antes del embarazo. Prevalecieron los niños bajo peso al nacer, que
provenían de mujeres que tuvieron durante el embarazo en estudio, sepsis vaginal,
seguida en frecuencia de la hipertensión arterial gravídica y la anemia. El ingreso de
madres en el hogar materno, fue un indicador que estuvo presente en la minoría de los
niños bajo peso al nacer, mientras que el ingreso hospitalario prevaleció.








ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

12
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales


2.2. BASES TEÓRICAS

ANEMIA GESTACIONAL
La anemia es la disminución de la concentración de hemoglobina en sangre, entendido
como la insuficiencia de glóbulos rojos que circulan en la sangre o la capacidad reducida de la
concentración de hemoglobina, una sustancia que está contenida en ellos, que tiene hierro
dentro de su estructura y cuya función es trasportar oxígeno a todo el organismo.
1
Este
parámetro no es un valor fijo sino que depende de varios factores tales como edad, sexo y
ciertas circunstancias especiales tales como el embarazo
Los criterios diagnosticos según la OMS se acepta que existe anemia cuando la
concentración de hemoglobina en sangre es inferior a los siguientes valores: Niños de 6 meses a
6 años (11 gr./dl), Niños de 6 a 14 años (12 gr./dl), Varones adultos (13 gr./dl), Mujer adulta no
embarazada (12 gr./dl) y Mujer adulta embarazada (11 g./dl)
Los tipos de anemia, según la clasificación morfológica que es la apreciación del
tamaño y el contenido hemoglobínico de los eritrocitos es uno de los análisis de laboratorio más
empleados en el diagnóstico de las anemias. El índice eritrocitario de mayor valor clínico es el
volumen corpuscular medio (VCM), ya que constituye un criterio morfológico para clasificar
las anemias en normocíticas (VCM: 82-98 fl), macrocíticas (VCM >98 fl) y microcíticas (VCM
<82 fl). El VCM se correlaciona con la hemoglobina corpuscular media (HCM), magnitud que
informa sobre el valor medio del contenido hemoglobínico de los eritrocitos circulantes. En
consecuencia, la HCM disminuye al hacerlo el VCM (anemias microcíticas e hipocromas) y
aumenta cuando aumenta el VCM (anemias macrocíticas e hipercromas).
Por otro lado la clasificación fisiopatológica que es según su mecanismo de producción
de la anemia, se basa en la capacidad de la médula ósea para adaptarse al descenso de la
concentración de hemoglobina en sangre. El recuento de reticulocitos (que son las células
precursoras de los glóbulos rojos), indica cuál es la capacidad de respuesta de la médula ósea
frente a la anemia. La disminución de la concentración de hemoglobina en sangre siempre
origina un aumento compensador de la eritropoyesis por aumento de la Epo. Por ello, cuando la
médula presenta una capacidad regenerativa normal, siempre debe existir una relación inversa
entre disminución de hemoglobina y aumento del número de reticulocitos (anemia
regenerativa). Por el contrario, cuando la anemia no se acompaña de un aumento proporcional
del número de reticulocitos, es que la capacidad regenerativa de la médula ósea se halla
disminuida (anemia arregenerativa).
La anemia en el embarazo se define como un bajo nivel de hemoglobina durante dicho
periodo. La hemoglobina transporta el oxígeno a los tejidos de todo el cuerpo dentro de los
glóbulos rojos ó hematíes, por lo que es imprescindible para una buena respiración
(oxigenación) de los tejidos. De lo contrario puede producirse la anemia en el embarazo.
Durante el embarazo se produce una anemia fisiológica que resulta del aumento del
volumen plasmático por lo cual, es normal que los glóbulos rojos desciendan un poco durante el
embarazo, el 90% de las anemias gestacionales son de tipo ferropénico, esto es por deficiencia
de hierro. Más raramente existen las megaloblásticas, donde hay un déficit de vitamina 12 o
llamado también ácido fólico. Para reducir anemia de tipo ferropénica en madres gestantes, se le
suministra una dosis de 10 mg/día hasta 66 mg/día de hierro, lo cual, incrementa el peso del
bebé al nacer en unos 15 gramos más de lo que ya tenía.
1
ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

13
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales

La OMS refiere que anemia en el embarazo se considera cuando el nivel de
hemoglobina es inferior a 1 g/dL y el hematocrito es inferior a 33%. Una anemia leve es cuando
la hemoglobina está entre 10 a 10.9 g/dL, anemia moderada si está entre 7 a 9.9 g/dL y anemia
severa cuando tiene menos de 7 d/dL.
2
Durante el embarazo, también aumentan los requerimientos de hierro, por lo cual si no
se produce un aumento del aporte de hierro por parte de la dieta se puede presentar una anemia.
Aunque el embarazo es una situación fisiológica natural, existen una serie de cambios que
pueden condicionar algunos de los síntomas más frecuentes: Aumento del apetito y la sed,
aumento de peso: normalmente entre 10 y 12 Kg distribuidos entre el feto, placenta, líquido
amiótico y grasa corporal materna, relajación y ascenso del diafragma, con cierta dificultad
respiratoria ante el ejercicio físico conforme avanza el embarazo, aumento del consumo de
oxígeno como respuesta al aumento de las demandas, con un aumento de la ventilación y
frecuencia respiratoria, relajación de la musculatura del aparato urinario que favorece la
aparición de infecciones de orina, disminución de la motilidad gastrointestinal y relajación del
cardias que pueden producir ardor, vómitos y estreñimiento, incremento del volumen sanguíneo
que provoca descenso de los niveles de hemoglobina, albúmina y vitaminas hidrosolubles, con
aparición de anemia fisiológica del embarazo por hemodilución. Tanto el feto como el
bebé, dependen totalmente del transporte de oxígeno que reciben a través de la sangre para
suplir sus necesidades, la anemia puede ocasionar un crecimiento fetal deficiente, parto
prematuro o un bebé de bajo peso al nacer. En los casos de anemia grave aumenta el riesgo de
mortalidad materna postparto.
3
Dentro de los factores asociados incluyen: alimentación deficiente, carente de vitaminas
y minerales, tabaco, que reduce la absorción de nutrientes importantes, exceso de consumo de
alcohol que lleva a la desnutrición, y tomar medicación anticonvulsiva.
El diagnóstico de la anemia en el embarazo se realiza mediante una analítica sanguínea,
ya sea rutinaria, ya sea porque la aparición de los síntomas ya descritos insta al médico a
descartarla.
La anemia es el problema nutricional más importante en las mujeres embarazadas y se
asocia con complicaciones durante la gestación y el parto, la prematuridad y el bajo peso al
nacer. Se ha demostrado también que los hijos de madres anémicas tienen un mayor riesgo de
ser anémicos en el primer año de vida. El peso del recién nacido es un factor importante de su
desarrollo futuro, y en particular, el bajo peso al nacer está asociado con la morbilidad y la
mortalidad, y se ha reportado como un factor de riesgo importante para la desnutrición proteico
energética en niños menores de 1 a más. El estado nutricional de la madre está directamente
relacionado con el peso del recién nacido; la malnutrición así como la insuficiente ingesta de
fierro, contribuye al nacimiento de niños con bajo peso.
3





ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

14
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales

COMPLICACIONES PERINATALES
La anemia en el embarazo puede presentar complicaciones del embarazo y del parto en
la madre, entre las cuáles se encuentra mayor morbilidad y mortalidad fetal y perinatal,
desprendimiento prematuro de la placenta, amenaza de aborto, hipertensión arterial, retardo del
crecimiento intrauterino, oligohidramnios, placenta previa, infección genital y de herida
quirúrgica, bajo peso al nacer y prematuridad; estos últimos siendo los más frecuentes. En
cuanto a la baja cantidad de hierro en el bebé, provoca desarrollo psicomotor retardado y
alteraciones neuroconductuales, entre otros.
4
Según la Organización Mundial de la Salud, el bajo peso al nacer se da cuando un niño
pesa menos de 2,500 g al nacer, esta medición debe realizarse al momento de nacer o dentro de
las primeras horas de vida, antes de que la significativa pérdida postnatal haya ocurrido; y
prematuridad según la OMS es cuando el parte tiene lugar antes de que se hayan completado las
37 semanas de gestación, ya que normalmente el embarazo dura unas 40 semanas.
4
Las complicaciones perinatales son propiamente dichas, complicaciones pero que se dan
inmediatamente antes o después del momento del nacimiento del bebé, es decir, desde la
semana 28 de gestación aproximadamente hasta los primeros siete días después del parto. En
este trabajo con fines de investigación, nos enfocaremos más en el bajo a peso al nacer y
prematuridad como consecuencia más frecuente a un embarazo con anemia gestacional.
3-4

A. RECIÉN NACIDO CON BAJO PESO AL NACER
Según la OMS (Organización Mundial de la Salud) un niño recién nacido o neonato, es
el que tiene menos de 28 días de edad. Durante estos 28 primeros días de vida, el niño tiene un
altísimo riesgo de muerte. Esta etapa es crucial y apropiado para cuidar la alimentación y
cuidado que se proveen al infante, estos dos le darán chance al recién nacido para la
sobrevivencia y calidad de vida futuro de este.
Los factores más determinantes en la sobrevida del recién nacido son su madurez expresada en
la edad gestacional. Considerando este parámetro, los recién nacidos se han clasificado de la
siguiente manera:
 RNT (Recién nacido de término): Aquellos nacidos con más de 38 semanas de
gestación y menos de 42 semanas de gestación.
 RNPR (Recién nacido prétermino): Aquellos nacidos con menos de 38 semanas de
gestación. En esto seguimos el criterio de la Academia Americana de pediatría, ya que
la OMS considera pretérmino a los recién nacidos con < de 37 semanas.
 RNPT (Recién nacido postérmino): Aquellos nacidos con más 42 semanas de gestación.




ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

15
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales

El Bajo peso al nacer ha sido definido por la Organización Mundial de la Salud (OMS)
como el peso al nacimiento menor de 2500 gramos (5.5 libras)
1
. Ésta definición está basada en
estudios epidemiológicos que evidencian que recién nacidos con este peso, tienen 20 veces más
el riesgo de morir tempranamente2. La meta de reducir la incidencia al menos un tercio entre el
año 2000 y 2010 es uno de los objetivos primordiales de el Programa “World Fit for Children”,
la Declaración y Plan de acción adoptada por una sesión especial para niños de la Asamblea
General de las Naciones Unidas en 2002.
También es uno de los objetivos del Desarrollo del Milenio con el único propósito de
disminuir la mortalidad infantil. La OMS y UNICEF publicaron en el año 2004 las estimaciones
por país de la incidencia de bajo peso al nacer. En este histórico documento demuestra según
datos publicados para el año 2000, existe a nivel mundial una incidencia de 15,5% de niños de
bajo peso al nacer. De estos datos surgen la información de que en países desarrollados
representa el 7%, mientras que en los países menos desarrollados el 16,5%3. El peso al nacer
continua siendo un potente indicador del crecimiento y supervivencia infantil. Los recién
nacidos o lactantes nacidos con bajo peso al nacimiento inician de inmediato con desventajas y
experimentan alta probabilidad de morbilidad y mortalidad temprana. El impacto de esta
aseveración es tan grande que cada diez segundos un niño de países subdesarrollados o en vías
del desarrollo muere de una enfermedad, o infección por haber nacido con bajo peso
5
.
El bajo peso al nacer es en todo el mundo y grupos de poblaciones el índice más
importante para determinar las posibilidades del recién nacido de sobrevivir y tener un
crecimiento sano. El bajo peso al nacer constituye entre nosotros uno de los principales
problemas obstétricos actuales, pues aunque se presentan entre el 6 y 7 % de los nacimientos,
está relacionado con más del 75 % de la mortalidad perinatal.
1

Es un tema actual a nivel mundial y nacional teniendo en cuenta que esta complicación
repercute de forma negativa sobre la morbimortalidad infantil, puede tener efectos negativos en
la etapa adulta, donde se pueden ver afectados además del sistema inmunológico, otros como el
cardiovascular y endocrino metabólico, manifestado por enfermedades como la Diabetes
mellitus y la hipertensión arterial, provocando secuelas que incapacitan al niño desde el punto
de vista físico y social. Durante la etapa concepcional son frecuentes entidades obstétricas que
pueden traer como consecuencia el nacimiento de neonatos con crecimiento intrauterino
restringido Crecimiento intrauterino restringido (CIUR), pretérminos o la asociación de ambos,
en ocasiones el diagnóstico no se realiza.
3

El bajo peso al nacer incrementa el deterioro en la productividad en todas las etapas de
la vida. La prevención del nacimiento de niños bajo peso y la muerte como consecuencia de esto
durante el proceso de reproducción, es uno de los pilares para el desarrollo de la salud
reproductiva
6
.





ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

16
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales

El bajo peso del recién nacido es un problema multifactorial que varía de una población
a otra, del que aún se desconocen algunas causas que lo originan, sobre las que no se ha podido
intervenir; sin embargo, sí se ha podido definir que la ocupación, las enfermedades propias del
embarazo y el modo del nacimiento son factores que están significativamente relacionados con
el bajo peso. Investigaciones refieren la correspondencia entre la edad materna y el producto de
la concepción. Mayor incidencia de bajo peso está en el grupo de madres de 19 a 34 años, dato
que abarca un amplio rango de edades y aquellos en los que con mayor frecuencia ocurren los
embarazos y partos. Edades precoces (menores de 18 años) como las tardías (mayores de 34
años) representan un factor de riesgo, pues producen afectaciones en el peso del neonato. A
menor nivel de escolaridad de la madre, mayor es la probabilidad de tener un recién nacido bajo
peso. La ocupación se relaciona con el bajo peso al nacer. Es conocida la carga adicional que
representa el trabajo social que realiza toda mujer en su casa en el entorno familiar, aun cuando
en ocasiones no tiene aseguradas todas las condiciones, y eso hace que se incremente el esfuerzo
físico y psíquico en la gestante que como se sabe se relaciona con el bajo peso al nacer.
Antecedentes patológicos personales como la hipertensión arterial y el asma bronquial, seguidas
de la infección urinaria y la diabetes, mientras que en el segundo lo fue el asma y la infección
urinaria. Se encuentran factores asociados de manera significativa a recién nacidos bajo peso
como la desnutrición materna, ganancia escasa de peso transgestacional, niño anterior con
menos de 2 500 g, hipertensión arterial y tabaquismo. Hijos de las mujeres fumadoras pesan al
nacer un promedio de 200 a 300 g menos que los descendientes de las mujeres no fumadoras,
debido a la hipoxia que produce la libre penetración del monóxido de carbono a través de la
placenta.
7

Según si el peso es adecuado o no para la edad gestacional del niño, se clasifican en:
 AEG: Adecuados para la edad gestacional: cuando el peso de nacimiento se encuentra
entre los percentiles 10 y 90 de las curvas de crecimiento intrauterino (CCI)
 PEG: Pequeños para la edad gestacional: cuando el peso está bajo el percentil 10 de la
CCI.
 GEG: Grandes para la edad gestacional: cuando el peso se encuentra sobre el percentil
90 de la CCI.

Referente al parámetro peso se utilizan también los conceptos de:
 Recién nacido de bajo peso al nacimiento (< 2.500 gr) .
 Recién nacido de muy bajo peso (< 1.500 g.)
 Recién nacido de extremo bajo peso (< 1.000 g.).
Estos dos grupos son responsables de alrededor de un 60 a 70% de la mortalidad neonatal y
representan el grupo de recién nacidos de más alto riesgo. La clasificación descrita tiene
importancia pues expresa determinados riesgos según la edad gestacional, el peso de nacimiento
y la adecuación de éste a ella:

ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

17
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales

El prematuro presenta una gran variedad de problemas que reflejan el grado de inmadurez
de los sistemas para adaptarse a la vida postnatal y que van aparejados con el grado de su
prematurez: Los recién nacidos PEG son la mayoría de las veces el resultado de una placenta
insuficiente y están sometidos a una hipoxia crónica, presentan con frecuencia, poliglobulia e
hipoglicemia. Durante el trabajo de parto son más susceptibles de sufrir hipoxia y nacer
deprimidos. En algunos casos su peso insuficiente se debe a infecciones intrauterinas virales y a
problemas genéticos. Los recién nacidos GEG, con frecuencia tienen el antecedente de diabetes
materna. Pueden presentar también hipogolicemia y poliglobulia. Por su tamaño puede tener
problemas en el parto y sufrir traumatismo y asfixia. El recién nacido de postérmino tiene una
placenta que empieza a ser insuficiente. Con frecuencia presentan asfixia en el trabajo de parto y
meconio en el líquido amniótico lo que puede resultar en un Síndrome de Dificultad
Respiratoria por Aspiración de meconio.
B. RECIEN NACIDO PREMATURO
Un embarazo humano completo dura 40 semanas. Se considera nacimiento prematuro o
pretérmino todo parto que se produce antes de completarse la semana 37 de gestación,
independientemente del peso al nacer (Organización Mundial de la Salud). Aunque todos los
nacimientos que se producen antes de completar 37 semanas de gestación son nacimientos
prematuros, la mayor parte de las muertes y los daños neonatales corresponden a los partos que
se producen antes de la semana 34 de gestación [1, 2]. El termino pretérmino no implica
valoración de madurez, como lo hace prematuro, aunque en la práctica ambos términos se usan
indistintamente.
2
Por lo tanto, con frecuencia es conveniente considerar que los nacimientos prematuros pueden
clasificarse a su vez en diversas categorías de prematuridad: prematuro muy extremo, prematuro
extremo, prematuro moderado y, en ocasiones, prematuro tardío.
1,2

 Prematuro: nacimiento que se produce entre las 23 y las 37 semanas de gestación.
 Prematuro tardío: nacimiento que se produce entre las semanas 34 y 36 de gestación.
 Prematuro moderado: nacimiento que se produce entre las semanas 32 y 34 de
gestación.
 Prematuro extremo: nacimiento que se produce antes de las 32 semanas de gestación.
 Prematuro muy extremo: nacimiento que se produce antes de las 28 semanas de
gestación



La mayor parte de la morbimortalidad afecta a los prematuros extremos y muy
extremos. Los nacimientos prematuros pueden ser espontáneos o yatrogénicos (inducidos por la
intervención médica). Aproximadamente el 20% de todos los nacimientos prematuros son
yatrogénicos. En estos casos, es el facultativo el que decide que el bebé debe nacer pretérmino
debido a complicaciones maternas o fetales graves, como preeclampsia (PE) grave o retraso del
crecimiento intrauterino (RCI). Entonces, el parto se induce médicamente o se practica una
cesárea.
2


ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

18
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales

El retraso del crecimiento uterino (RCI) es una deficiencia del crecimiento fetal normal.
Lo causan diversos efectos adversos en el feto que impiden que éste desarrolle su potencial de
crecimiento normal. Aunque RCI y PEG son términos relacionados, no son sinónimos. No todos
los recién nacidos con RCI son tan pequeños como para cumplir los criterios que determinan
que efectivamente son recién nacidos PEG, y no todos los recién nacidos PEG son pequeños
como consecuencia de un proceso restrictivo del crecimiento para el cual el término RCI sería
adecuado.
2
La mayor parte de los prematuros son nacidos tras la presentación de un parto
pretermino espontáneo o nacido tras amniorrexis prematura ( >50%). La presencia de infección
clínica o subclínica es sospechada, (cultivos positivos en los anexos fetales en el 60% versus al
20% de los término; vaginosis materna, marcadores inflamatorios elevados en liquido
amniótico), aunque el tratamiento antibacteriano no es eficaz en el parto prematuro espontáneo.
Por el contrario su uso en la amniorrexis prematura, consigue prolongar el embarazo, disminuir
la tasa de coriamnionitis y mejorar los resultados neonatales. Otros factores asociados son la
existencia de partos preterminos previos, la situación socioeconómica desfavorable de la madre
y el tabaquismo materno.

FIGURA N°1: Coincidencia prematuro y bajo peso al nacer







La dificultad de conocer inequívocamente la Edad Gestacional, justificó el uso del peso
al nacimiento como parámetro de referencia, para clasificar al neonato como “bajo peso al
nacimiento” el inferior a 2.500 gr. y los subgrupos de “muy bajo peso al nacimiento” a los de
peso inferior a 1500 gr. y de “extremado bajo peso” al inferior a 1000 gr. Al establecer la
relación entre los parámetros de peso y EG, podemos subdividir a la población de preterminos,
en peso elevado, peso adecuado y bajo peso para su EG, situación que condicionara la
probabilidad de determinada morbilidad postnatal.
2





ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

19
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales

La prematurez es multicausal.
Las posibles causas se pueden clasificar en cuatro grupos: el primer grupo está
relacionado con la madre. Este grupo incluye la preeclampsia (también llamada toxemia o
presión sanguínea alta en el embarazo), la enfermedad médica crónica (como por ejemplo, una
enfermedad renal o una cardiopatía), infecciones (como por ejemplo, estreptococos del grupo B,
las infecciones del tracto urinario, vaginales, de los tejidos del feto o la placenta), el consumo de
drogas (como por ejemplo, la cocaína), la estructura anormal del útero, la incompetencia del
cuello uterino (incapacidad del cuello uterino para permanecer cerrado durante el embarazo) y
un nacimiento prematuro previo.
8
El segundo grupo de causas está relacionado con el embarazo. En este grupo se incluye
el funcionamiento anormal o disminuido de la placenta, la placenta previa (implantación de la
placenta en el segmento inferior del útero), el desprendimiento de placenta (separación
prematura de la placenta y el útero), la infección ovular o sospecha de infección ovular, la
ruptura prematura de membranas (saco amniótico), el polihidramnio (demasiado líquido
amniótico) y la gestación múltiple (mellizos, trillizos, etc.).
El tercer grupo está relacionado con el feto, e incluye el medio intrauterino insalubre
que origina retardo del crecimiento intrauterino, la presencia o sospecha de malformaciones, el
hidroamnios, las alteraciones en el registro de latidos cardiofetales, la presentación anormal y la
incompatibilidad sanguínea feto-materna.
9


Finalmente el cuarto grupo de causas está relacionado con las condiciones socio-
ambientales e incluye el embarazo en adolescentes (de menos de 18 años de edad), la
pertenencia a un estrato socioeconómico bajo, la mala nutrición, el nivel bajo de educación, el
abuso de sustancias psicoactivas y la ausencia de control prenatal.
Características y problemas del recién nacido prematuro

A pesar de que el grupo de niños prematuros es heterogéneo, se pueden identificar
algunas características y problemas comunes a todos ellos. Los prematuros son poco atractivos
físicamente, presentan piel delgada, lisa, brillante, venas que pueden apreciarse fácilmente a
través de la piel (piel transparente, rosada o enrojecida), piel arrugada, tejido adiposo escaso,
cartílago suave y flexible en el oído, cuerpo cubierto de vellos llamados lanugo (vello corporal
suave), genitales pequeños y subdesarrollados.
9
Igualmente estos bebés presentan inmadurez funcional de los sistemas orgánicos por lo cual
conlleva a diferentes problemas tales como las fallas en termorregulación (incapacidad para
mantener la temperatura corporal debido al tejido adiposo escaso), problemas respiratorios, tales
como el síndrome de dificultad respiratoria (un trastorno en el cual los sacos de aire no pueden
permanecer abiertos debido a la falta de surfactante en los pulmones), la displasia
broncopulmonar (problemas respiratorios a largo plazo provocados por una lesión en el tejido
pulmonar), desarrollo incompleto de los pulmones, apnea (suspensión de la respiración) y un
patrón de respiración irregular (rápida, taquipnea, baja o deficiente).
9



ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

20
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales

También presentan problemas cardiovasculares como presión sanguínea demasiado baja
o demasiado alta, frecuencia cardiaca baja (que suele presentarse junto con la apnea), ductus
arterioso permeable (trastorno cardíaco que provoca que la sangre se desvíe de los pulmones),
problemas sanguíneos y metabólicos como anemia e ictericia (debido a la inmadurez del hígado
y la función gastrointestinal), niveles demasiado bajos o demasiado altos de minerales, calcio y
glucosa (azúcar), y función renal inmadura.
9
A nivel gastrointestinal, muestran dificultades de alimentación (muchos bebés no tienen
la capacidad para coordinar las acciones de succión y deglución antes de las 35 semanas de
gestación), mala digestión de grasas y enterocolitis necrotizante (enfermedad del intestino). A
nivel neurológico pueden presentar hemorragia intraventricular (sangrado en el cerebro) y
leucomalacia periventricular (reblandecimiento de los tejidos del cerebro que se encuentran
alrededor de los ventrículos -espacios en el cerebro que contienen líquido cefalorraquídeo),
tonicidad muscular deficiente, convulsiones (pueden ser consecuencia de hemorragias
cerebrales). Mientras a nivel sensorial, los prematuros pueden desarrollar retinopatía del
prematuro (crecimiento anormal de los vasos sanguíneos en un ojo del bebé) problemas de
refracción y sordera uni o bilateral.
9
El nacer prematuramente implica que el cerebro debe enfrentarse a estímulos
ambientales para las cuales aún no se encuentra preparado, tales como la gravedad, la intensidad
en el ruido y la luminosidad, ausencia de densidad proporcionada por el útero, aumento en el
movimiento y por ende mayor gasto de energía; esto difiere del ambiente en el vientre materno
donde el bebé recibe la estimulación adecuada para su desarrollo.
10
Evaluación del recién nacido

Dentro de los diferentes instrumentos creados para la evaluación de los recién nacidos
se encuentra el Apgar, diseñado por Virginia Apgar en 1952, el cual consiste en evaluar al
recién nacido a término al minuto y a los cinco minutos después del nacimiento. La aplicación
del Apgar consiste en la evaluación física de 5 aspectos del recién nacido, tono muscular,
coloración de la piel, ritmo cardiaco, esfuerzo respiratorio y reflejo de irritabilidad. A cada uno
de estos aspectos se les da un puntaje de 0, 1 ó 2 dependiendo de lo observado en el recién
nacido.
9, 10

La evaluación que se realiza al minuto busca conocer el nivel de tolerancia del recién
nacido al proceso del nacimiento, el evaluar a los cinco minutos busca observar el nivel de
adaptabilidad del recién nacido al medio ambiente. Actualmente se evalúan a los diez minutos
para que el bebé tenga un margen de recuperación en caso de presentar alguna dificultad física.
Este exámen le permite al personal médico conocer qué tipo de ayuda inmediata necesita el
recién nacido para estabilizarse.
10

También se utiliza la escala Neuromotora llamada INFANIB, diseñada por Patricia
Ellison, compuesta de 20 itemes que miden las actitudes, habilidades neurocomportamentales,
conductas y desarrollo del bebé. La escala es un recurso que utilizan los pediatras desde el
momento del nacimiento del bebé hasta los 9 o 12 meses de edad, que busca predecir y controlar
el desarrollo neuromotor del niño, con el fin de evitar daños en el neurodesarrollo, tales como la
hemiparesia, hipotonía o hipertonía.
ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

21
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales

Se califica del 1 al 5, donde 5 es un desarrollo normal, y algunos de los itemes
evaluados al momento de nacer son la abducción de extremidades, reflejo tonico-laberíntico del
cuello, dorsi flexión del pie, tracción para sentarse, soporte positivo, entre otros.
10
Otro instrumento utilizado en la evaluación de los neonatos es la NBAS, diseñada por T.
Brazelton, en la cual se evalúa el desarrollo en términos de competencias; este test tiene como
objetivo proveer un perfil del comportamiento del bebe, integrando los comportamientos
positivos o negativos del mismo; también maneja un componente interactivo que permite
conocer el repertorio conductual del niño y el sistema interactivo bebé – cuidador. La
descripción de la misma se realiza a profundidad en otro aparte de la presente investigación, ya
que es la escala seleccionada para realizar la evaluación de los bebés.
Las complicaciones que se presentan en un bebé prematuro son:
Los prematuros pueden sufrir problemas de salud y desarrollo a largo plazo; algunas de estas
problemáticas se relacionan con dificultades de aprendizaje, bajo coeficiente intelectual, déficit
atencionales, daño o deterioro de las funciones ejecutivas, umbrales más bajos de fatiga en las
tareas que realizan, distractibilidad, impulsividad, dificultad en el autocontrol, en la
concentración y problemas de lenguaje entre otros.
8,9, 10
 Patología Respiratoria: La función pulmonar del pretermino esta comprometida por
diversos factores entre los que se encuentran la inmadurez neurológica central y
debilidad de la musculatura respiratoria , asociada a un pulmón con escaso desarrollo
alveolar, déficit de síntesis de surfactante y aumento del grosor de la membrana
alveolocapilar.
 Patología Neurológicos:La inmadurez es la constante del SNC del pretermino, que
afecta a un sistema con escasa capacidad de adaptación postnatal por tener una
cronología madurativa relativamente fija.
 Oftalmológicos: La detención de la vascularización de la retina que produce el
nacimiento pretermino y el posterior crecimiento desordenado de los neovasos, es el
origen de retinopatía del pretermino (ROP).
 Cardiovasculares: La hipotensión arterial precoz es mas frecuente cuanto menor es el
peso.
 Gastrointestinales: La maduración de succión y de su coordinación con la deglución se
completa entre las 32-34 semanas; existen trastornos de tolerancia con escasa capacidad
gástrica, reflujo gastroesofagico y evacuación lenta.
 Inmunológicos: El sistema inmune del recién nacido pretermino,es incompetente
respecto al recién acido a término.
 Metabolismo: La termorregulación está afectada por un metabolismo basal bajo con
escasa producción de calor, disminución de la reserva grasa corporal, un aumento de la
superficie cutánea relativa y deficiente control vasomotor, que condicionan una
conducta poiquilotermo con mayor tendencia a la hipotermia que la hipertermia.
 Hematológicos: La serie roja del pretermino tiene valores promedios inferiores a los del
recién nacido a término, con una tasa de eritroblastos aumentada.
ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

22
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales

 Endocrinos: Tiroides: se detectan signos de hiperfunción tiroidea, que puede encubrir
un hipotiroidismo subyacente; Así mismo en preterminos gravemente enfermos se
puede producir un hipotirosinemia transitoria.

ASPECTOS ÉTICOS DE LA INVESTIGACIÓN RELACIONAR DENTRO DE LOS
PRINCIPIOS BIOETICOS, AQUEL QUE INFLUYE EN EL ESTUDIO.
La ética es la disciplina que estudia la corrección o incorrección de nuestros actos. El
término corrección es complejo, y tiene, cuando menos, varios niveles. Hay uno primero de
corrección técnica: así, el cirujano que opera de acuerdo con las reglas de su arte, decimos que
ha hecho lo correcto desde el punto de vista técnico, aunque no haya conseguido curar al
paciente o producirle el bien que el paciente deseaba. Hay, pues, un nivel de corrección que es
estrictamente técnico. Hay otro nivel que es ético: algo que es correcto desde el punto de vista
técnico puede no serlo desde el ético. A este nivel de corrección, por comodidad de lenguaje, lo
podemos llamar bondad moral. De tal modo que los actos humanos pueden ser analizados en
una doble vertiente, la de la corrección técnica y la de la bondad moral. Un acto puede ser
técnicamente correcto y éticamente malo, etc.
A. Principio de no maleficencia. Este principio ya se formuló en la medicina hipocrática:
Primum non nocere, es decir, ante todo, no hacer daño al paciente. Se trata de respetar la
integridad física y psicológica de la vida humana. Es relevante ante el avance de la
ciencia y la tecnología, porque muchas técnicas pueden acarrear daños o riesgos. En la
evaluación del equilibrio entre daños-beneficios, se puede cometer la falacia de creer que
ambas magnitudes son equivalentes o reducibles a análisis cuantitativo. Un ejemplo
actual sería evaluar el posible daño que pudieran ocasionar organismos genéticamente
manipulados, o el intento de una terapia génica que acarreara consecuencias negativas
para el individuo.
33
B. Principio de beneficencia. Se trata de la obligación de hacer el bien. Es otro de los
principios clásicos hipocráticos. El problema es que hasta hace poco, el médico podía
imponer su propia manera de hacer el bien sin contar con el consentimiento del paciente.
Por lo tanto, actualmente este principio viene matizado por el respeto a la autonomía del
paciente, a sus valores, modo de vivir y deseos. No es lícito imponer a otro la propia idea
del bien.
33
Este principio positivo de beneficencia no es tan fuerte como el negativo de evitar hacer
daño. No se puede buscar hacer un bien a costa de originar daños: por ejemplo, el "bien"
de la experimentación en humanos (para hacer avanzar la medicina) no se puede hacer sin
contar con el consentimiento de los sujetos, y menos sometiéndolos a riesgos desmedidos
o infligiéndoles daños. Aunque la humanidad tiene un interés en el avance de la ciencia,
nadie puede imponer a otros que se sacrifiquen para tal fin. Matizado de esta manera, el
principio de beneficencia apoya el concepto de innovar y experimentar para lograr
beneficios futuros para la humanidad, y el de ayudar a otros (especialmente a los más
desprotegidos) a alcanzar mayores cuotas de bienestar, salud, cultura, etc., según sus
propios intereses y valores.

ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

23
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales


C. Principio de Justicia: Es decir, imparcialidad hacia todo el mundo o
indiscriminación. La exigencia de equidad universal, mantiene una tensa relación con el
respeto a la persona, pues puede ocurrir que el ejercicio de los derechos individuales deba ser
limitado o circunscrito en interés del bien común: por ejemplo, se debe conciliar la libertad
de movimiento y el derecho a la intimidad con las medidas de salud pública que se adopten
para combatir las epidemias.
El principio de justicia en el cuidado de la salud se refiere ante todo a la máxima igualdad en
la distribución de los recursos asistenciales y las oportunidades de recibir cuidados y
tratamiento, de los riesgos y los beneficios, con objeto de asegurar que las personas -tanto
individual como colectivamente- reciban un trato equitativo.
33
La justicia en cuanto a la igualdad de los resultados para los grupos atañe a las
responsabilidades "políticas" de los profesionales de la salud en la inspección y la
distribución de los recursos, así como las etapas de planificación, investigación y realización.
D. Respeto por la Persona en la ética del cuidado de la salud: Es decir, respeto a la vida y a
la dignidad del paciente. Significa en esencia, dar a los pacientes el trato de personas; esto es,
individuos que poseen derechos y obligaciones. Significa respetar la autonomía de los
sujetos y proteger a quienes puedan sufrir una pérdida de esta autonomía por causa de
enfermedad, lesiones o trastornos mentales, y obrar para que la recuperen los que la hubieren
perdido. Quiere decir, reconocer los derechos

2.3. DEFINICIONES CONCEPTUALES
a. Anemia: Disminución del contenido de hemoglobina de la sangre, acompañado o no de
un descenso del número de paciente.
b. Hemoglobina: Pigmento rojo de los hematíes. Constituida por la unión de un grupo
prostético como una piedra, la globina. La hemoglobina de satura de oxígeno a altas
presiones de este en los pulmones y lo libera a bajas presiones en los tejidos.
c. Gestación: Proceso durante el cual se desarrolla el embrión y el feto de los mamíferos o
vivíparos.
d. Nacimiento prematuro: Aquel que nace antes de completar la semana 38 de gestación.
e. Bajo peso al nacer: Ocurre cuando un bebé pesa menos de 5 libras y 8 onzas (2.500
gramos) en el momento de nacer. Un peso de nacimiento menos de 3 libras y 4 onzas
(1.500 gramos) se considera extremadamente bajo.
f. Perinatal: se emplea para referirse a todo aquello que es en materia de tiempo
inmediatamente anterior o posterior al momento del nacimiento del bebé, es decir, desde
la semana 28 de gestación aproximadamente hasta los primeros sietes días después del
parto.







ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

24
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales

3. HIPÓTESIS

Hipótesis Alternativa:
 La anemia gestacional tiene una relación directamente proporcional con las complicaciones
perinatales.
Hipótesis Nula:
 La anemia gestacional tiene una relación inversamente proporcional con las
complicaciones perinatales.
4. VARIABLES DE ESTUDIO
X1: VARIABLE INDEPENDIENTE = ANEMIA GESTACIONAL
X2: VARIABLE DEPENDIENTE = COMPLICACIONES PERINATALES

5. DISEÑO METODOLOGICO

5.1. TIPO DE ESTUDIO
El presente estudio es de naturaleza cuantitativa, tipo descriptivo, retrospectivo- correlacional.
Descriptivo, porque permite efectuar la descripción, análisis e interpretación de las
interrogantes planteadas y es retrospectivo – correlacional, porque la información obtenida es a
través del análisis de historias clínicas pasadas donde se busca relacionar la anemia gestacional
con complicaciones perinatales.
5.2 DESCRIPCIÓN DEL ÁREA GEOGRÁFICA DE ESTUDIO
La investigación se basará en el análisis de las historias clínicas (Periodo 2009 – 2013) de las
gestantes atendidas en el hospital de Baja Complejidad de Vitarte. Distrito de Ate Vitarte, Av.
Nicolás Ayllon 5880. Un área de atención informática.
5.3. POBLACIÓN Y MUESTRA
La población objeto de estudio estará conformada por todas la gestantes anémicas hospitalizadas
en el servicio de gineco-obstetrica y los recién nacidos con bajo peso y prematuridad
hospitalizados ene l servicio de neonatología del Hospital de abaja Complejidad de Vitarte
durante los periodos del 2009 al 2013. Debido a la naturaleza correlacional de las variables, se
decidió trabajar con la totalidad de la población o muestra censal.





ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

25
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales

6. ASPECTOS ADMINISTRATIVOS
6.1 Recursos humanos y servicios
DESCRIPCION N° UNIDADES COSTO
UNITARIO
COSTO TOTAL
Asesoría estadística 1 sesión S/ 100.00 S/ 100.00
Tipeo e impresión 200 hojas S/ 1.00 S/ 200.00
Fotocopia 200 unidades S/ 0.05 S/10.00
Empastado 1 empastado S/ 20.00 S/ 20.00
Movilidad Local 3 transporte S/ 20.00 S/ 60.00
Sub total S/ 390.00

6.2 Recursos materiales








6.3 Presupuesto










DESCRIPCION N°
UNIDADES
COSTO
UNITARIO
COSTO TOTAL
Papel Bond 80 gr 500 S/ 16.00 S/ 70.00
CD 1 S/5.00 S/5.00
Lapiceros, Plumones 12 S/2.00 S/30.00
Subtotal S/ 105.00
FUENTES COSTO TOTAL
Recursos humanos y servicios S/ 390.00
Recursos materiales e insumos S/ 105.00
TOTAL S/ 495.00
ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

26
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales



6.4 Cronograma de Actividades

ACTI VI DADES

ABRIL

MAYO

JUNIO

JULIO

AGOSTO
1. Presentación del
proyecto para
evaluación

X

2. Obtención de la
autorización oficial
del nososcomio de
estudio
X X
3. Prueba piloto X
4. Ajuste de instrumento X
5. Recolección de datos
de investigación
X
6. Procesamiento y
Análisis
X
7. Elaboración de
borrador de informe
X
8. Presentación de
informe
X
9. Difusión de resultados X






ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

27
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales


7. REFERENCIAS BIBLIOGRAFICAS
1. BREYMANN, Christian. Tratamiento de la anemia por deficiencia de hierro en el
embarazo y en el posparto. Lima, v. 58, n. 4, 2012. Disponible en
<http://www.scielo.org.pe/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S2304-
51322012000400010&lng=es&nrm=iso>. accedido en 27 marzo 2014.

2. MUNARES-GARCIA, Oscar et al. Niveles de hemoglobina en gestantes atendidas en
establecimientos del Ministerio de Salud del Perú, 2011., Lima, v. 29, n.
3, jul. 2012. Disponible en
<http://www.scielo.org.pe/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1726-
46342012000300006&lng=es&nrm=iso>. accedido en 27 marzo 2014.

3. Frromanklin Espitia De La Hoz, Lilian Orozco Santiago, Anemia en el embarazo, un
problema de salud que puede prevenirse. MéD.UIS. 2013;26(3):45-50 Disponible en:
http://revistas.uis.edu.co/index.php/revistamedicasuis/article/view/3920

4. Sayuri Sato Ana Paula, Fujimori E. Estado nutricional y aumento de peso en la mujer
embarazada. Rev. Latino-Am. Enfermagem [Internet]. maio-jun. 2012 [acceso: 30 de
Abril del 2014]; 20(3):[7 pantallas]. Disponible en:
http://www.scielo.br/pdf/rlae/v20n3/es_a06v20n3.pdf

5. ZABLAH, ROBERTO ARTURO. Bajo peso al nacer y desnutrición. Revista
Gastrohnup. 2011;13(3):157-159

6. Leal Soliguera, María del Carmen. Comportamiento del bajo peso al nacer y
repercusión sobre la mortalidad infantil en el quinquenio 2001-2005. Revista Cubana
de Obstetricia y Ginecologia. 2009;35(4):99‐107

7. López, J. Lugones, M. Mantecón, S. Pérez Valdés-Dapena. D. González Pérez, C.
Algunos factores maternos relacionados con el recién nacido bajo peso en el
policlínico "Isidro de Armas". Revista Cubana de Medicina General Integral.
2010;26(2)264-273.

8. Martin Memorial Health Systems Inc [MMHS] (2002). El Recién Nacido de Alto
Riesgo y la Prematurez. Extraído de la World Wide Web el día 24 de Marzo de 2003
de la dirección: http://www.mmhs.com/clinical/peds/spanish/hrnewborn/prematur.htm

9. Cifuentes, J., Ventura-Juncá, P. (2002). Recien Nacido, Concepto, Riesgo y
Clasificación. Extraído de la World Wide Web el día 22 de Marzo del 2004 de la
dirección.
http://escuela.med.puc.cl/paginas/publicaciones/ManualPed/RNConcep.htlm.




ASOCIACIÓN UNIVERSIDAD PRIVADA SAN JUAN BAUTISTA 3 de mayo de 2014

28
Relación entre anemia gestacional y complicaciones perinatales


10. Garzón Páez Diana Carolina, Machuca Nieto Andrea Johanna, Riaño Castillo Francy
Johana y Cristo Martha. “Desarrollo neurocomportamental del recién nacido
prematuro de 34 a 40 semanas, asistente al programa madre canguro”. Pontificia
Universidad Javeriana -fundación canguro. Bogotá D.C. 2005


ARTÍCULOS:

11. José Luis Iglesias-Benavides,* Laura Esther Tamez-Garza,** Ileana Reyes-Fernández
Anemia y embarazo, su relación con complicaciones maternas y perinatales. Medicina
Universitaria 2009;11(43):95-98

12. Sayuri Sato Ana Paula, Fujimori E. Estado nutricional y aumento de peso en la mujer
embarazada. Rev. Latino-Am. Enfermagem. 20(3):[7 pantallas].mayo-jun. 2012

13. Msc. Eida Rosa Mariño Membriles, Msc. María Marlen Ávalos Gonzales, Msc.
Victoria Guadalupe Baro Jiménez. Factores de riesgo que influyeron en el bajo peso al
nacer en el policlínico “Aleida Fernandez”. Revista Cubana de Medicina General
Integral. 2012;28(2):18-27

14. MSc. Ana Rosa Jorna Calixto, MSc. Ingrid Rodríguez Crespo, MSc. Pedro Luis Véliz
Martínez,Dra. Rosabel Cuellar Álvarez, MSc. Yadira Olivera Nodarse.
Comportamiento del bajo peso al nacer en el Policlínico Universitario "Héroes del
Moncada"; 2006-2010. Revista Cubana de Medicina General Integral. 2012;28(1):3-1

15. Montalvo AI, Ávila R. Factores maternos que predisponen el nacimiento del recién
nacido de muy bajo peso. Multimed 2013; 17(1)

16. Leal Soliguera, María del Carmen. Comportamiento del bajo peso al nacer y
repercusión sobre la mortalidad infantil en el quinquenio 2001-2005. Revista Cubana
de Obstetricia y Ginecologia. 2009;35(4):99‐107

17. López, J. Lugones, M. Mantecón, S. Pérez Valdés-Dapena. D. González Pérez, C.
Algunos factores maternos relacionados con el recién nacido bajo peso en el
policlínico "Isidro de Armas". Revista Cubana de Medicina General Integral.
2010;26(2)264-273.

18. Rodriguez Domínguez, P. Ojeda V, M. Implicaciones obstétricas de la desnutrición
materna. Revista médica Electrón. 2011;33(4)

19. Gustavo F. Gonzales, Vilma Tapia, Manuel Gasco, Carlos Carrillo. Hemoglobina
materna en el Perú: Diferencias Regionales y su asociación con resultados adversos
perinatales. Rev Peru Med Exp Salud Pública. 2011;28(3):484-91.