Sócrates.

1
Hijo de un escultor llamado Sofronisco, y de una partera llamada Fenaretres Sócrates nació en Atenas,
probablemente en el año 470 A.. y murió en la misma ciudad, en el !"" A.. Su familia pertenec#a a la tribu
antió$uida de Alópe$ue, de la polis de Atenas% por lo cual fue ciudadano de ella con todos los derec&os
pol#ticos. Se educó casi se'uramente como alumno de Ar$uelao, sucesor de Ana()'oras, en la *poca de oro de
Atenas, siendo contempor)neo del 'obierno de +ericles% pero a ra#, de la -uerra del +eloponeso Atenas se .ió
ocupada por los ej*rcitos de /sparta y $uedó bajo el 'obierno de los 0reinta 0iranos. asado con 1antipa,
tu.ieron tres &ijos. Fueron sus disc#pulos m)s destacados Alcib#ades, 2enofonte y +latón.
2enofonte lo describe como un &ombre 'rosero y .ul'ar% +latón lo elo'ia de manera destacada y lo considera
en todo momento como su maestro% Aristófanes lo incorpora a la 'aler#a de los destinatarios de sus s)tiras, en
su comedia 3Las nubes4. Sin duda fue Sócrates un indi.iduo pol*mico en su tiempo% ju,'ado por al'unos con la
super5cialidad de apreciación de sus actitudes, propia de $uienes no perciben las di.ersidades y las sutile,as
de las ideas y los desarrollos m)s elaborados del intelecto.
/l m*todo socr)tico.
6n aporte esencial de Sócrates al pro'reso del pensamiento y tambi*n de la ciencia, lo constituye su
descubrimiento y aplicación del método inductivo, consistente en $ue, a partir de los conceptos indi.iduales,
particulares, se lle'ue a obtener conceptos de .alide, uni.ersal% m*todo $ue a menudo se resume e(presando
$ue es el $ue .a 3de lo particular a lo 'eneral4.
/l m*todo socr)tico para lle'ar a la .erdad, era el di)lo'o con sus alumnos, mediante el cual les formulaba
pre'untas acerca de las cuestiones $ue planteaba a la discusión, y lue'o confrontaba y anali,aba criticamente
las respuestas, &asta $ue lle'aban todos a una respuesta $ue les pareciera .erdadera. 7a palabra diálogo,
precisamente, tiene en 'rie'o la si'ni5cación de la b8s$ueda del conocimiento entre dos. /s precisamente esta
metodolo'#a las $ue muestra +latón en sus 3Diálogos”, obra en la cual, reco'iendo los dic&os de Sócrates sus
alumnos, e(puso el pensamiento de a$uel.
/l m*todo de Sócrates de e(presa en tres formas9
• 7a iron#a, mediante la cual, a tra.*s de las pre'untas, el maestro procura desconcertar al alumno,
e(ponerlo a sus contradicciones, destruyendo su aparente conocimiento, &asta $ue sea consciente de
su i'norancia. Se'8n la 3Apología” de +latón, Sócrates descubrió este m*todo cuando su ami'o
:uerefonte pre'untó al ;r)culo de <elfos $ui*n era el &ombre m)s sabio y recibió como respuesta $ue
lo era Sócrates. =editando sobre eso, lle'ó Sócrates a la conclusión de $ue como *l era consciente de
su propia i'norancia > lo $ue e(presaba en su tambi*n c*lebre frase 3sólo s* $ue nada s*4 > el ;r)culo
reconoc#a $ue su sabidur#a consist#a en ese conocimiento de la propia i'norancia, $ue pone al &ombre el
camino de disponerse a buscar la .erdad.
• 7a may*utica, e(presión e$ui.alente a 3dar a lu,4 $ue Sócrates asociaba a la condición de partera de su
madre, de $uien dec#a &aberla aprendido, en cuanto en .e, de aplicarla a los cuerpos, *l la aplicaba a las
almas. +or medio de ella, aplicando el m*todo de las pre'untas y respuestas, se lo'raba $ue el alumno
encontrara la .erdad dentro de s#, &aciendo nacer sus ideas innatas, no nacidas.
• /l descubrimiento, resultante del empleo de la may*utica, cuando a partir de un pasaje de lo oscuro a lo
iluminado, de lo particular y accidental a lo 'eneral y permanente, se alcan,a el concepto uni.ersal% $ue
por encima de las particularidades se e(presa en la de5nición.
1 http://www.liceodigital.com/filosofia/socrates.htm
7a doctrina de Sócrates.
Aun$ue formado en la sof#stica, Sócrates se con.irtió 5nalmente en un ac*rrimo cr#tico de los so5stas% a
$uienes e(puso a su desprecio, especialmente por recibir dinero por sus enseñan,as. Su pensamiento se
conoce solamente mediati,ado por los relatos de sus disc#pulos, por$ue no dejó nin'una obra escrita. /n
particular +latón en sus Diálogos es $uien &a e(puesto sus ideas de una manera m)s completa% aun$ue tambi*n
2enofonte lo &a &ec&o en sus obras 3=emorables4, 3/l ban$uete4 y 3Apolo'#a de Sócrates4. ;tra fuente
importante acerca del pensamiento socr)tico, son las referencias contenidas en la obra de Aristóteles.
7a idea principal en $ue Sócrates se apartó radicalmente de los so5stas > al menos respecto de los 8ltimos
representantes de la sof#stica > fue su a5rmación terminante acerca de la e(istencia del ?ien y del =al,
sustentando la e(istencia de .alores absolutos, en contraposición con el relati.ismo de los so5stas% pero
i'ualmente consideró esencial mantener una actitud cr#tica como medio de alcan,ar el conocimiento de la
.erdad. Sostu.o la diferenciación entre el cuerpo y el alma, considerando $ue ella es inmortal% y a5rmó $ue
e(iste una inteli'encia suprema $ue 'obierna los destinos del mundo.
+ensaba Sócrates $ue era indispensable apartarse del relati.ismo postulado por los so5stas, y $ue para ello
era necesario descubrir la e(istencia de al'o universal y objetivo, $ue no estu.iera sujeto a la opinión de los
&ombres @lo $ue recuerda, sin duda, el mito de +rot)'orasA. Sur'e de ello una inclinación &acia la b8s$ueda de
las de5niciones de las cosas, tratando de enunciar a su respecto un concepto de objeti.idad, de tal manera $ue
conforme una unidad $ue est* presente en la pluralidad% con lo $ue en cierto modo constituye un retorno a las
especulaciones presocr)ticas $ue buscaban una e(plicación racional y 8nica del 6ni.erso.
6na de5nición, se'8n Sócrates, permitir#a acceder a la esencia uni.ersal y objeti.a de las cosas. A la cuestión
de cómo ser#a posible tener la certe,a de $ue esa de5nición fuera .erdadera, respond#a Sócrates a5rmando
$ue en el alma de cada &ombre est)n presentes de una manera ori'inaria, innata, los .erdaderos conceptos de
todas las cosas% de tal manera $ue mediante la introspección es posible alcan,ar a descubrir la .erdad e(istente
en el interior de uno mismo.
7a concepción del alma como a$uello $ue fundamentalmente es el ser &umano, ad$uiere 'ran importancia
en la 5losof#a de Sócrates% $ue la considera el centro de la personalidad intelectual y moral del &ombre. 7a
introspección es el medio de descubrir la .erdad en el interior de uno mismo, por lo cual Sócrates consideraba
$ue su misión no consist#a en enseñar determinadas concepciones, sino en lo'rar $ue sus alumnos aprendieran
a conocerse a s# mismos, en ayudarlos a descubrir el contenido de su propio esp#ritu para cuidarlo y culti.arlo.
<e a&# la e(presión c*lebre $ue +latón pone en sus labios9 3conócete a t# mismo4.
7a .irtud en Sócrates.
Sócrates contrapuso a la escala de .alores tradicionales de los 'rie'os anti'uos > la fuer,a f#sica, la ri$ue,a,
la fama y el poder
B
> un .alor de #ndole espiritual consistente en la obtención de la sabidur#a por medio del
conocimiento de la propia alma.
+ara Sócrates, la ciencia o sabidur#a $ue busca el 5lósofo, es esencialmente .irtuosa, mientras $ue $uien
permanece en la i'norancia incurre en el .icio. /l primer paso para alcan,ar esa .irtud del saber, es reconocer la
propia i'norancia.
/l obrar moral del &ombre responde a los mandatos $ue cada uno lle.a en su alma. +ero Sócrates introdujo
tambi*n el concepto de la jerar$u#a entre los .alores, considerando $ue e(iste una 'raduación interna de los
.alores. +or lo tanto, para obrar justamente, es preciso atenerse a la tendencia del &ombre a la perfección $ue
se consi'ue con el ejercicio de la .irtud.
2 Valores promovidos por los sofistas.
Actuar se'8n la .irtud es posible cuando se posee el conocimiento del ?ien y del =al, por$ue, en tal posesión
del saber, la pr)ctica del bien es el resultado espont)neo del obrar &umano. /l &ombre $ue act8a mal, en
consecuencia, no lo &ace por ser malo, sino por$ue est) en la i'norancia de la .irtud.
7a moral $ue propone Sócrates se ori'ina y se nutre en s# misma% en ella, el obrar correctamente es resultado
de la reCe(ión $ue el &ombre &ace sobre las e(i'encias de su alma, de tal manera $ue esencialmente se
con.ierte en jue, de s# mismo.
/sta concepción del llamado 3intelectualismo moral4, es a menudo criticada en función del concepto de
.oluntad. +ero no se puede perder de .ista $ue, en de5niti.a, su aporte a la concepción de la re'la moral como
al'o absolutamente #ntimo y personal es sumamente .alioso, y no si'ni5ca para nada la prescindencia
!
de la
consideración de la e(istencia de las re'las morales como tales.
DDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDD
+7A0EF
Geseña bio'r)5ca.
+latón @4BH > !47 A..A, llamado realmente Aristocles, recibió ese apodo en base al si'ni5cado de esa palabra
en 'rie'o9 3el de anc&as espaldas4.
Hab#a nacido en el seno de una familia aristocr)tica en Atenas% siendo su padre, Aristón, $ue se dec#a
descendiente de los primeros reyes de Atenas. Su madre, +erictione, descend#a de la familia de Solón, el
le'islador ateniense del si'lo IJ A..
Fallecido su padre cuando +latón era niño su madre se casó con +irilampes, $ue era asistente de +ericles.
+latón fue disc#pulo de Sócrates, de $uien inicialmente aceptó su 5losof#a y sobre todo adoptó el m*todo
dial*ctico de e(poner su pensamiento% present)ndolo como el resultado de un debate en $ue se lle'aba a la
.erdad mediante sucesi.as pre'untas y respuestas.
/n al'unos de sus escritos, +latón se presenta como &abiendo sido testi'o de la muerte de Sócrates en el año
!"" A..% y relata la 8ltima con.ersación de Sócrates con sus disc#pulos% pero la autenticidad de ella es muy
cuestionada. Fo es improbable $ue en realidad +latón &aya utili,ado los supuestos di)lo'os en $ue se e(pone
el $ue ser#a el pensamiento de Sócrates > de $uien no &an sobre.i.ido escritos y lo m)s probable es $ue nunca
&ayan e(istido > para presentar en realidad sus propias ideas.
+latón ten#a BH años cuando su maestro Sócrates murió lue'o del discutido proceso $ue se le si'uiera por
blasfemia. 7a muerte de Sócrates, y especialmente las circunstancias en $ue ocurrió, lle.ó a +latón de
considerar $ue el sistema pol#tico de la democracia $ue imperaba en Atenas, era incon.eniente, y deb#a ser
sustituido por un 'obierno de los m)s sabios, $ue al mismo tiempo eran los mejores &ombres.
7ue'o de la muerte de Sócrates, +latón abandonó Atenas y comen,ó un .iaje de 1B años en cuyo transcurso
parece &aber .isitado /'ipto, y Sicilia. Se radicó durante un tiempo en =e'ara y lue'o en Siracusa. 0en#a 40
años cuando .ol.ió a Atenas. /n el !H7 A.. fundó la Academia% una escuela donde impart#a educación a sus
alumnos, $ue pro.en#an de las familias patricias atenienses. Se estudiaba Astronom#a, =atem)ticas, Filosof#a y
+ol#tica. All# Aristóteles fue su alumno y continuador.
/n el año !K7 A.., +latón .iajó a Sicilia donde tomó a su car'o la educación del entonces tirano de Siracusa,
<ionisio JJ el 2o.en. on ello pretend#a lle.ar a la pr)ctica sus ideas pol#ticas% pero fracasó, por lo $ue retornó a
! Acción y efecto de prescindir.
Atenas, aun$ue nue.amente fue a Siracusa en el !K1 A..
<e tal modo, retornó nue.amente a Atenas, donde pasó los 8ltimos años de su .ida enseñando en la Academia
y escribiendo sus di)lo'os. /n Atenas murió cuando tendr#a apro(imadamente H0 años, alrededor de los años
!4H o !47 A..
Su obra.
Si'uiendo el m*todo socr)tico, las obras escritas de +latón tienen la forma de di)lo'os, en los cuales se
plantean, se discuten y critican las ideas 5losó5cas en el transcurso de con.ersaciones entre dos o m)s
interlocutores.
Su pensamiento.
/n el pensamiento de +latón, el objeti.o de la 5losof#a es establecer las bases de la pol#tica para con.ertirla
en una disciplina $ue permita $ue la ciudad > $ue en su tiempo era e$ui.alente al /stado > sea justa% y los
&ombres sean .irtuosos y felices. 7o 'u#a el propósito de establecer $u* papel incumbe al 5lósofo en la .ida de
la ciudad @polisA, as# como determinar en ese sentido su misión moral y social.
/n los di)lo'os +latón describe la .ida de la polis 'rie'a, con todos sus a.atares% y señala la forma en $ue el
nue.o conocimiento $ue representaba la 5losof#a entraba en conCicto con las costumbres 5rmemente
e(istentes en esa sociedad% una de cuyas consecuencias desdic&adas &ab#a sido la muerte de Sócrates.
/ntonces, se aplica +latón a buscar una de5nición de la 5losof#a y de los 5lósofos, compar)ndolos con otras
5'uras corrientes en la .ida de la ciudad, como los so5stas, los oradores en las Asambleas, y los pol#ticos%
diri'i*ndose as# a asi'nar a la 5losof#a el car)cter de una manifestación nue.a de la .ida intelectual% aun$ue
totalmente inseparable del resto de la .ida social.
/n cierto modo, +latón fue a la .e, $ue un 5lósofo y consecuentemente sabio en cuanto poseedor de 'ran
parte del conocimiento e(istente en su tiempo% un pol#tico doctrinal, $ue postulaba metas de reforma a la
estructura del /stado y de la sociedad, con lo $ue conforma un tipo de personalidad con ras'os $ue raramente
&an aparecido unidos a lo lar'o de la Historia, por lo menos &asta el sur'imiento de los 'randes reformadores
del si'lo 1J1.
7a teor#a de las ideas y del alma.
/l centro de la 5losof#a de +latón lo constituye su teor#a de las ideas. 7a
concepción de +latón, en ese sentido, es altamente sist*mica% por lo $ue su
teor#a del conocimiento, su *tica, su metaf#sica, su pol#tica siempre deben ser
abordadas a partir de ella.
/n t*rminos 5losó5cos, puede decirse $ue la teor#a de las ideas es el
fundamento epistemoló'ico y ontoló'ico de la concepción *tica y pol#tica de
+latón.
+ara +latón las ideas no son meros conceptos e(istentes en la mente del indi.iduo, sino $ue son realidades
$ue e(isten en s# mismas, independientes de las cosas o &ec&os particulares, aun$ue sean elaboradas a partir
de la e(periencia. /l conjunto de las ideas conforma uno de los órdenes del mundo real, el orden de lo
inteli'ible.
7as ideas son la esencia de las cosas, son su .erdadera causa y 5n, y son eternas e inmutables, permanecen
siempre id*nticas a s# mismas. ;stentan simplicidad y unidad. Al ser entidades reales, tambi*n son perfectas,
puras, inmateriales. /l conjunto de las ideas constituye un sistema or'ani,ado, jerar$ui,ado, en el cual la idea
de ?ien est) por encima de todas.
7a idea constituye ser de las cosas, su esencia. 6na idea desi'na el conjunto de caracteres $ue constituye una
cosa% es como el contenido de su de5nición. /s posible a5rmar $ue, siendo idea y esencia e$ui.alentes entre s#,
la esencia de las cosas es la idea de esas cosas. 7a esencia de un caballo, es la idea de caballo% la esencia de una
Cor, es la idea de Cor% como la idea e(iste por s# misma, cuando se alude a una cosa como un )rbol o una Cor, se
les est) atribuyendo la esencia o ser $ue encierran sus respecti.as ideas.
onsidera +latón $ue e(iste un mundo sensible y un mundo inteli'ible.
/l mundo sensible lo constituyen las cosas $ue e(isten en el espacio y en el tiempo, $ue est)n sujetas al
sur'imiento, al mo.imiento, y a la destrucción. /l mundo sensible se caracteri,a por la multiplicidad y la
materialidad% es as# $ue, por ser el mundo f#sico de las cosas, *stas pueden ser percibidas por los sentidos.
+ero el mundo sensible es una ima'en, un espejo del mundo de las distintas ideas $ue constituyen la esencia y
el ser de las cosas $ue lo forman.
/l mundo inteli'ible, a diferencia del sensible, es el mundo $ue est) conformado por las ideas% y posee una
realidad objeti.a, $ue e(iste por fuera de las mentes $ue las alber'an.
/l mundo inteli'ible est) inte'rado por las ideas $ue son esa esencia de las cosas. 7os 5lósofos son los 8nicos
$ue lle'an a conocer las esencias del mundo de las cosas, del mundo inteli'ible de las ideas, y por lo tanto la
idea suprema, la idea de ?ien, y de tal modo conocen lo justo y lo injusto.
on un sentido simbólico, +latón locali,a las ideas en un lu'ar $ue denomina 3&iper uranós4, ubicado m)s all)
del cielo% lo $ue si'ni5ca $ue las ideas no proceden ni se a'otan en el mundo de las cosas. Son objetos del
mundo de la ra,ón, $ue sobrepasan el objeto concreto a $ue se re5eren. <e tal modo, a a5rmación de $ue una
cosa es bella e(presa $ue es una manifestación de idea la belle,a.
7a teor#a de las ideas de +latón, puede ser entendida mejor e(plicada en t*rminos de entidades
matem)ticas. 6n c#rculo se de5ne como una 5'ura plana compuesta por una serie de puntos, todos
e$uidistantes de un mismo lu'ar. +ero *sa es una 5'ura ideal, $ue en s# misma no puede encontrarse en el
mundo real. 7o $ue las personas .en, son 5'uras tra,adas $ue resultan apro(imaciones de un c#rculo ideal.
uando los 'eómetras de5nen el c#rculo no se re5eren a puntos espaciales, sino ló'icos% $ue no ocupan
espacio. Señala +latón $ue la forma de c#rculo e(iste, si bien no en el mundo f#sico del espacio y del tiempo,
sino como un objeto inmutable en el )mbito de las ideas, y sólo puede ser conocida mediante la ra,ón.
7as ideas poseen mayor importancia $ue los objetos del mundo f#sico, tanto por sus condiciones de perfección
y estabilidad, como por$ue son modelos $ue aportan a los objetos f#sicos comunes lo $ue ellas tienen de
realidad.
+ero +latón, al e(poner su teor#a de las ideas, estaba m)s interesado en su aplicación en la )mbito de la *tica
social. Su teor#a apuntaba a e(plicar el modo en $ue el mismo concepto de uni.ersalidad de lo esencial, puede
ser aplicado a acontecimientos particulares de la .ida pol#tica.
7a idea de justicia, por ejemplo, resulta aplicable a muc&as acciones concretas muy distintas entre s# pero $ue
como un factor com8n participan de la idea de justicia. 7a participación es un concepto $ue +latón utili,a, para
resaltar $ue el mundo sensible participa del mundo de las ideas% dado $ue el ser de cada cosa reside en la idea
de esa cosa, al referirnos al mundo sensible se &ace constante uso del mundo de lo inteli'ible, $ue de tal modo
participa en el mundo de lo sensible.
+or lo tanto, para +latón cada cosa en el mundo del espacio y el tiempo es lo $ue es, en .irtud de su parecido
con la idea uni.ersal $ue le corresponde. 7a &abilidad $ue alcan,a el &ombre para captar el concepto uni.ersal,
es la prueba de $ue se &a conse'uido captar la idea a $ue ese uni.ersal &ace referencia.
+ara +latón, las ideas son realidades $ue el alma conoció antes de nuestro nacimiento.
0odos los 5lósofos 'rie'os &ab#an admitido la e(istencia del alma, si bien &ubo dos concepciones distintas a su
respecto9
• /l alma como principio de .ida. Se'8n esta concepción todos los seres .i.os tienen alma% la cual perece
al morir los seres. /l alma est) unida al cuerpo y por tanto e(iste y deja de e(istir con *l.
• /l alma como principio de conocimiento. /n esta concepción, el alma ser#a propia e(clusi.amente de los
seres &umanos. /s eterna o inmortal y se encuentra unida al cuerpo de manera accidental. /l ser
&umano es resultado de una unión accidental entre cuerpo y alma.
/s a esta se'unda concepción $ue ad&iere +latón% por lo $ue considera $ue e(iste un mundo de realidades
propias del alma.
Se'8n +latón, el alma es eterna, de modo $ue e(iste antes de unirse a un cuerpo y contin8a e(istiendo
cuando el cuerpo muere. /l ser &umano resulta de una unión accidental entre cuerpo y alma. /l cuerpo
pertenece al mundo sensible, pero el alma corresponde al mundo inteli'ible. +or eso el cuerpo es cambiante,
est) en continuo mo.imiento% en tanto $ue el alma es eterna y permanente. /l alma es, asimismo, la
responsable del conocimiento.
/l alma e(iste antes de su encarnación en el &ombre% ubicada en el &iperuranio% donde tambi*n residen las
ideas de las cosas y de todo cuanto e(iste. All# el alma conoce esas realidades inteli'ibles y las trae consi'o al
encarnarse en el cuerpo, por la acción del <emiur'o.
+latón presenta a Sócrates en el 8ltimo d#a de su .ida, e(plicando el concepto de la inmortalidad del alma y
cómo la 5losof#a es una preparación para la muerte, libr)ndose de los obst)culos $ue el cuerpo encuentra para
la puri5cación del alma, tales como los placeres. Sostu.o +latón, $ue para los 5lósofos .erdaderos y justos, la
.ida terrena es un ejercicio de la separación del alma del cuerpo% lo $ue se producir) plenamente en la muerte.
/(pone tres ar'umentos para demostrar la inmortalidad del alma9
• A partir de la a5rmación de $ue e(iste una ley 'eneral, se'8n la cual todas las cosas nacen a partir de
sus contrarias, formula como primer ar'umento, $ue las almas de los .i.os proceden de las de los
muertos.
• <e la e(istencia de las ideas, y de su teor#a de la reminiscencia, deduce como se'undo ar'umento $ue el
alma debió e(istir antes de nuestro nacimiento, puesto $ue recuerda lo $ue e(istió antes de ese
nacimiento.
• /l tercer ar'umento lo deduce de la e(istencia del alma antes del nacimiento, lo $ue conduce a
sustentar $ue deber) continuar e(istiendo despu*s de la muerte.
• Se'8n +latón el alma est) compuesta de tres partes, $ue desempeñan distintas funciones $ue se
pueden apreciar en la sociedad% y dan lu'ar a la diferenciación de tres estamentos o a'rupamientos
sociales9
• /l alma racional. /s la $ue alber'a el conocimiento de las ideas, est) locali,ada en la cabe,a% y al parecer
+latón consideró $ue era la 8nica inmortal. /st) moderada por la .irtud de la prudencia% $ue es la .irtud
apropiada para el estamento de los 5lósofos, los $ue tienen la sabidur#a. /l alma racional es adem)s la
$ue debe 'obernar a las otras dos.
• /l alma sensiti.a. /n al'unas e(presiones de la doctrina platónica se la denomina tambi*n como alma
3irascible4, aun$ue no es apropiado al .erdadero concepto. +latón la locali,a en el pec&o, y considera
$ue corresponde al mundo de lo sensible% otor'a al &ombre la .oluntad, la fortale,a, el poder f#sico y el
)nimo para enfrentar los problemas y .encer las di5cultades. Su .irtud, es la fortale,a% $ue es la .irtud
apropiada para los soldados, $ue tienen el poder de la fuer,a.
• /l alma .e'etati.a. 0ambi*n se la denomina a .eces como alma 3concupiscible4, pero tampoco en este
caso esa denominación es apropiada al concepto de +latón. /st) locali,ada en el abdomen,
perteneciendo i'ualmente al mundo de lo sensible. Se relaciona en el &ombre con las acti.idades
relati.as a los instintos, los deseos, los apetitos y las necesidades primarias de su .ida. Su .irtud, es la
templan,a o moderación% $ue es la .irtud apropiada para los artesanos y productores en 'eneral, $ue
suministran a la sociedad los bienes $ue necesita para subsistir.
• 7as tres .irtudes controlan el cuerpo% pero la .irtud de la prudencia radicada en el alma racional
controla las otras formas del alma. /(iste una relación entre la di.isión de las tres partes del alma y sus
respecti.as .irtudes% $ue en su conjunto constituyen la .irtud suprema, $ue es la justicia.
• +latón representó la ima'en de las tres almas en el mito de Fedro% en el cual un auri'a @especie de
anti'uo carroA $ue representaba el alma racional, es tirado por dos caballos, uno blanco noble, dócil y
fuerte > el alma sensible > y otro ne'ro, rebelde, perturbador, el alma .e'etati.a.
• 7a .irtud, e(presada con la palabra 'rie'a areté, es el m)(imo desarrollo de las cualidades y
potencias de una persona. 6na de las cuestiones en torno de las cuales +latón suscitó mayor pol*mica >
si'uiendo el camino contrario a los so5stas iniciado por Sócrates > consistió en si la .irtud puede ser
enseñada y aprendida% como pretend#an los so5stas al sustentar $ue pod#an desarrollar la capacidad
pol#tica de los ciudadanos.
0eor#a del conocimiento @'noseolo'#aA.
+latón abordó la cuestión 5losó5ca de esclarecer la naturale,a y los procedimientos por los $ue el &ombre
ad$uiere el conocimiento de la realidad, a partir de los mismos conceptos esenciales de su teor#a de las ideas.
7a teor#a de las ideas e(plica el camino por el cual se alcan,a el conocimiento de las cosas. /n len'uaje
5losó5co, la teor#a de las ideas de +latón es tanto una teor#a epistemoló'ica o teor#a del conocimiento, como
una teor#a ontoló'ica o teor#a del ser.
+latón distin'ue cuatro 'rados del conocimiento9
J=A-JFAJEF J/FJA +/FSA=J/F0; JF0/7J-/FJA
Eikasia Pistis Diánoia óesis
onocimiento
de im)'enes
por relación con
otras im)'enes
onocimiento de las
cosas sensibles por
intuición sensible
onocimiento de las
matem)ticas por
&ipótesis y
demostraciones
onocimiento de las
ideas fundamentales
por intuición o .isión
intelectual
Hay dos '*neros del conocimiento, el conocimiento intelectual o intelección, y la opinión% $ue tienen por
objeto uno el ser permanente o las ideas, y la otra el mundo sensible. 7os cuatro 'rados del conocimiento
constituyen operaciones del alma, y conforman el paso desde la i'norancia &acia la ciencia.
A juicio de +latón, las a5rmaciones acerca del mundo f#sico o .isible > incluso las obser.aciones y proposiciones
de la ciencia > son solamente opiniones. Al'unas de estas opiniones est)n bien fundamentadas y otras no% pero
nin'una de ellas debe ser entendida como conocimiento .erdadero.
/l punto m)s alto del saber es el conocimiento, por$ue concierne a la inteli'encia racional en .e, de a la
e(periencia. 7a ra,ón, utili,ada de la forma debida, conduce a ideas $ue son ciertas cuyos objetos son
uni.ersales y .erdaderos% sólo las formas eternas constituyen el mundo real.
/l conocimiento inteli'ible es el $ue tiene relación con el mundo de las ideas, mientras el conocimiento
sensible el $ue corresponde al mundo f#sico. <e las tres almas, el alma racional o ra,ón es la asi'nada al
conocimiento de las ideas.
• /n el 'rado del conocimiento de las im)'enes se posee el menor 'rado de conocimiento a tra.*s de la
/iLasia o ima'inación.
• on el conocimiento de la ciencia se alcan,a el se'undo 'rado de conocimiento, la +istis.
• /l conocimiento de las matem)ticas conforma el tercer 'rado de conocimiento, la <i)noia en $ue se
ad$uiere mediante la demostración de las &ipótesis.
• Geci*n es alcan,ado el mayor de los 'rados del conocimiento, cuando se conocen las ideas 8ltimas o
fundamentales, lo $ue se lo'ra mediante la Fóesis o inteli'encia.
• Se'8n +latón el ni.el de conocimiento m)s alto, la Fóesis, $ue era el $ue pose#an los 5lósofos, es el $ue
permite lle'ar a la intuición de las ideas fundamentales. Solamente se tiene certe,a de a$uella .erdad
$ue se obten'a por medio de una intuición clara. +ero para poder intuir las relaciones necesarias entre
ideas, es preciso $ue *stas sean simples% pues sólo la relación entre ideas simples puede ser tambi*n
simple, y sólo de lo simple cabe la .erdadera intuición. /l resto del conocimiento es deducción.
7a idea del ?ien es la causa y ra,ón de $ue todas las dem)s ideas sean lo $ue son y cómo son. /ntre las ideas no
&ay mal% el mal aparece solamente cuando las ideas se indi.iduali,an a tra.*s de la materia y pasan, de ser en s#
a ser materia concreta. 7a idea del ?ien es la fuente de todo ser y de todo pensamiento, $ue es el absoluto
como la di.inidad, y como tal se encuentra incluso 3m)s all) del ser4.
Si'uiendo a Sócrates, +latón considera $ue el conocimiento se puede alcan,ar% y $ue el conocimiento debe
reunir dos caracter#sticas esenciales9
• /l conocimiento debe ser certero e infalible.
• /l conocimiento debe tener como objeto lo $ue es en .erdad real, en contraste con lo $ue lo es sólo en
apariencia.
+ara +latón lo $ue es real tiene $ue ser 5jo, permanente e inmutable% por eso, identi5ca lo real con el mundo
de las ideas% en oposición al mundo f#sico $ue no es permanente sino cambiante.
omo consecuencia de este pensamiento +latón rec&a,a el empirismo, la a5rmación de $ue todo conocimiento
se deri.a de la e(periencia. +iensa $ue las proposiciones deri.adas de la e(periencia no son certeras, sino $ue
tienen, a lo sumo, un cierto 'rado de probabilidad. 7os objetos de la e(periencia son fenómenos cambiantes
del mundo f#sico% por lo tanto los objetos de la e(periencia no son objetos propios del conocimiento.
/l mito de la ca.erna.
+latón e(puso su teor#a del conocimiento principalmente en 37a Gep8blica4, en el mito de la ca.erna.
/l mito de la ca.erna describe a .arias personas encadenadas en la parte m)s profunda de una ca.erna. Atados
de cara a la pared, no pueden distin'uir nada. 7o 8nico $ue se .e en la pared de la ca.erna son los reCejos de
animales y objetos $ue pasan delante de una 'ran &o'uera resplandeciente.
6no de los indi.iduos &uye y sale a la lu, del d#a. /ntonces .e por primera .e, el mundo real% re'resa a la
ca.erna y dice a los otros $ue las 8nicas cosas $ue ellos &an .isto &asta ese momento son sombras y
apariencias, en tanto $ue el mundo real lo conocer)n solamente si lo'ran liberarse de sus ataduras.
/l mundo de sombras de la ca.erna simboli,a para +latón el mundo f#sico de las apariencias. 7a escapada al
mundo del e(terior de la ca.erna, simboli,a la transición &acia el mundo real% &acia el uni.erso de la e(istencia
plena y perfecta, $ue es el objeto propio del conocimiento.
/l instrumento para alcan,ar el conocimiento, es la dialéctica% el m*todo socr)tico de pre'untar y
responder. 7a dial*ctica es al'o m)s $ue .er al ser en su unidad y en su pluralidad% es una actitud .ital $ue
supone 3un 'iro de la totalidad del alma4. 7a dial*ctica es el 8ltimo 'rado de conocimiento, es como el
pasaporte &acia el conocimiento de las ideas% es una forma superior de ra,onamiento.
La contemplación de las ideas, sólo es posible una vez adquirida la Dialéctica, accesible al hombre a
través de la ciencia, lo cual le brindará la felicidad suprema. La ciencia es la forma de conocimiento
superior; es conocimiento verdadero e infalible por estar basado en razones que lo fundamentan. Sus
enunciados son inmutables, al igual que el obeto al que se re!eren, las ideas. La ciencia es, entonces, la
b"squeda de la idea, pues es la relación del obeto con la idea del obeto.
Se'8n +latón, antes de ad$uirir el conocimiento de la dial*ctica &ay $ue ad$uirir el conocimiento de la
matem)ticas% y tambi*n el conocimiento de la m8sica $ue es una forma de matem)tica. Sólo despu*s se lle'a a
la dial*ctica% momento en el $ue el &ombre alcan,a la iluminación, es decir, la m)(ima claridad del saber.
7a reminiscencia > en 'rie'o anamnesis > es el recuerdo $ue actuali,a en el alma las ideas $ue a$uella
pre.iamente &a contemplado en una .i.encia anterior. omo el mundo sensible participa de la ideas, dic&o
recuerdo se actuali,a a partir del conocimiento sensible de las cosas. Se'8n +latón, aprender es recordar lo
vivido antes por el alma.
DDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDDD
#ristóteles $%&'(%)) a. *.+
0anto +latón como Aristóteles partieron de Sócrates para &acer su 5losof#a. on Sócrates era posible alcan,ar
la .erdad por medio de la formación de conceptos @ideas en +latónA. +latón a5rmó $ue las ideas @conceptos de
SócratesA ten#an e(istencia en s# misma o e(ist#an desde siempre en ese mundo ideal y eran independientes de
la e(periencia. Aristóteles acepta la realidad de las ideas, pero est) en desacuerdo en $ue las ideas no
necesiten para su formación de la e(periencia sensible, para *l, las ideas salen del mundo. A dem)s, +latón no
fue capa, de e(plicar el mo.imiento. Aristóteles inicia su 5losof#a &aciendo una cr#tica de las ideas de +latón.
La cr,tica de la -eor,a de las .deas
/. Aristóteles estar) de acuerdo con +latón en $ue &ay un elemento com8n entre todos los objetos de la misma
clase, el uni.ersal, la Jdea, $ue es la causa de $ue apli$uemos la misma denominación a todos los objetos del
mismo '*nero% admitir), por lo tanto, $ue la idea es real, pero no $ue ten'a e(istencia independiente de las
cosas. +latón duplica los mundos.
). /sta teor#a no ofrece nin'8n elemento para e(plicar el mo.imiento, el cambio, ya $ue siendo las Jdeas
inmó.iles e inmutables, si las cosas son una imitación de las ideas &abr#an de ser tambi*n inmó.iles e
inmutables% pero si cambian Mde dónde procede ese cambioN @O=etaf#sicaO, libro 1,7A.
%. Aristóteles considera $ue la teor#a de las Jdeas es imposible, ya $ue establece una separación entre el mundo
.isible y el mundo inteli'ible, es decir, entre la sustancia y a$uello por lo $ue una sustancia es, su forma o
esencia. 7as Jdeas, en efecto, representan la esencia de las cosas, es decir, a$uello por lo $ue las cosas son lo
$ue son. Mómo es posible $ue a$uello por lo $ue al'o es lo $ue es no resida en el objeto, sino fuera de *lN
Mómo es posible $ue a$uello $ue &ace $ue el &ombre sea &ombre, su esencia, la Jdea de &ombre, no resida en
el &ombre, sino $ue e(ista independientemente de *lN 7as formulaciones de +latón para tratar de e(plicar la
relación entre las Jdeas y las cosas, las teor#as de la participación y la imitación, por lo dem)s, lejos de e(plicar
dic&a relación no son m)s $ue met)foras.
'. Ar'umento del Otercer &ombreO9 si el &ombre es el resultado de la imitación de la Jdea de &ombre, y tal Jdea
es entendida como una entidad de car)cter indi.idual, MA $u* otra realidad imita la Jdea de &ombreN <ebe
e(istir un tercer modelo de &ombre para e(plicar la similitud entre el &ombre concreto y la Jdea de &ombre, del
mismo modo $ue se postula la Jdea de &ombre para e(plicar la similitud entre los &ombres concretos. <e ese
modo encadenar#amos &asta el in5nito la e(i'encia de un modelo del modelo, lo $ue nos lle.ar#a al absurdo.
-eor,a de la Substancia
/sta teor#a es un intento de superar la irrealidad de las ideas platónicas. on ella Aristóteles une el
mundo sensible y el de las ideas.
7a substancia es la forma pri.ile'iada del ser. /s a$uello $ue no se da en un sujeto sino $ue es ello
mismo sujeto. /s el 8ltimo sujeto de predicación y el fundamento del ser de los accidentes. 7as otras formas
del ser se dan necesariamente en la sustancia, y Aristóteles las llama accidentes y esencias. Accidente se dice de
lo $ue se encuentra en un ser y puede a5rmarse con .erdad, pero que no es, necesario. 7os accidentes del
&ombre pueden ser9 el ser alto, de ojos caf*s, de pelo canoso, etc. Fo tienen causa en s# mismos, y e(isten en
.irtud de otra cosa. 7a esencia es la suma de las caracter#sticas de la substancia o de las cosas $ue son
necesarias para $ue las cosas sean lo $ue son. 7a esencia del &ombre es el ser mam#fero, .ertebrado y
racional. Si falta al'una de las anteriores caracter#sticas el &ombre deja de ser.
7a sustancia es el indi.iduo concreto y particular, lo $ue ordinariamente llamamos cosas u objetos, ej.,
mesa, puerta, carro, etc. /s lo $ue es sujeto, en donde residen los accidentes. <emócrito a5rmó $ue toda
la materia estaba compuesta de )tomos y se pre'untó, Men donde est)n los )tomosN Su respuesta fue, en el
.ac#o. <e i'ual forma Aristóteles se pre'unta, Men donde est)n la esencia y los accidentesN Su respuesta es en
la substancia, la substancia es el recept)culo $ue contiene a la esencia y los accidentes.
Aristóteles une al mundo sensible y al inteli'ible, por medio de un concepto $ue ser) fundamental en la
ciencia9 7a #bstracción
/
, a partir de nuestro conocimiento del mundo sensible, identi5camos lo $ue es esencial
en la substancia, tomando sus caracter#sticas comunes. =ediante ese proceso determinamos, $ue tanto un
1 Abstracción: textualmente, aleamiento de la realidad. !a abstracción cient"fica permite destacar lo m#s importante, lo
fundamental, ale#ndose de los aspectos secundarios.
pastor alem)n como un c&i&ua&ua son perros, por$ue separamos lo accidental @tamaño, pelaje, etc.A de lo
esencial @mam#feros, cuadr8pedosA. Sabemos $ue ambos son perros no por$ue poseemos ideas innatas
B
sino
por$ue, partiendo de nuestra e(periencia sensible, pudimos reali,ar el proceso de la abstracción, al separar sus
caracter#sticas esenciales y accidentales, para asociarlos en una misma cate'or#a.
7a substancia es para Aristóteles un compuesto de materia @&yleA y forma @morp&*A !ilimor"rmo. 0odas
las cosas poseen materia y forma. +or forma debemos entender esencia o idea. +ara +laton conocer era
conocer ideas $ue estaban en otro mundo. on Aristóteles la situación cambia, conocer es conocer las
causas. 7o $ue si'ni5ca $ue para e(plicarnos un fenómeno 1 debemos encontrar las causas $ue lo producen.
6n m*dico para iniciar un tratamiento debe &acer un dia'nóstico pre.io $ue en este caso ser#a encontrar las
causas de la enfermedad.
-0123# D0 L#S *4#-21 *#4S#S.
/jemplo de la estatua, en este ejemplo se pretenden encontrar las causas $ue dan ori'en a una estatua.
1. *ausa formal. 7a idea $ue me mue.e a &acerla
2. *ausa material. 7a materia $ue utili,o.
3. *ausa e!ciente. 7a acción de esculpirla.
4. *ausa !nal. 7a estatua reali,ada, la -7;GJA
A&ora bien, la substancia es un compuesto de materia y forma, esta forma se debe entender como una idea. P
esta idea a su .e, &ay $ue entenderla como un concepto. 7a materia sin embar'o, ser) lo $ue le permite ser, el
componente f#sico, a$uello $ue &ace distinta a una cosa de otra y $ue tambi*n lo identi5ca. +or eso llama
sustancia primera a la entidad indi.idual, f#sica y material en un tiempo y espacio determinados, es decir, este
'ato ne'ro $ue ten'o delante, mientras $ue la esencia, forma, a$uello $ue tienen en com8n todos los 'atos y
&ace $ue sepamos $ue este 'ato ne'ro $ue ten'o delante es un 'ato y no un perro, ser) sustancia segunda.
/l mo.imiento es e(plicado por medio de la teor,a del acto 5 la potencia.
-0123# D0L #*-1 6 L# 71-08*.#
+ara nosotros el mo.imiento es fundamentalmente el despla,amiento de una cosa en el espacio, sin embar'o
para los 'rie'os mo.imiento es toda modi"cación de un objeto o cosa, modi5cación $ue, naturalmente, tambi*n
puede ser la de su posición en el espacio% por ello el t*rmino actual m)s pró(imo a la comprensión 'rie'a del
mo.imiento es el t*rmino cambio. Aristóteles de5ne el mo.imiento como el paso de la potencia al acto, y, de un
modo m)s t*cnico Oel acto de lo $ue est) en potencia, en tanto $ue est) en potenciaO. on esta de5nición,
Aristóteles $uiere indicar al menos las si'uientes importantes cuestiones9
• el movimiento es un acto9 es una realidad $ue le puede sobre.enir a una cosa. on esto $ueremos
indicar $ue dic&a cosa puede no tener el mo.imiento en acto, como cuando est) en reposo9 si no mue.o
la ti,a y la ten'o en mi mano, la ti,a est) en reposo en acto @est) $uietaA y tiene el mo.imiento en
potencia @puesto $ue la puedo despla,ar en cual$uier momentoA%
• esa peculiar realidad o acto en $ue consiste el mo.imiento la tiene un objeto en la medida en #ue a$n no
%a actuali&ado totalmente a#uello #ue puede llegar a ser, puesto $ue en cuanto lo &a actuali,ado ya no
est) en mo.imiento sino $uieta9 el acto del mo.imiento de la ti,a &acia la mesa en la $ue la $uiero dejar
lo tiene la ti,a en la medida en $ue a8n no est) en la mesa Qen la medida en $ue tiene a8n la potencia
de estar en la mesa, en la medida en $ue est) en potencia respecto de su poder estar en la mesaQ%
cuando la ti,a ya est) en la mesa, &ay $ue decir $ue ya est) en acto y no en potencia, por lo $ue el
mo.imiento deja de darse, &a 5nali,ado @&a 5nali,ado, naturalmente, respecto de esa caracter#stica o
determinación por$ue respecto de otra a8n puede estar cambiandoA.
2 Aristóteles se opone al innatismo $ apriorismo de %latón, recuerden &ue para Aristóteles las ideas salen del mundo $ las
encontramos en la esencia &ue poseen los obetos.
L# L9:.*#
Aristóteles fue el primero en construir y sistemati,ar la ló'ica, este es otro de sus aportes a la ciencia. 0oda
ciencia se e(presa en un len'uaje racional, es decir ló'ico. La lógica es la ciencia que estudia las estructuras
o formas del pensamiento. /sto si'ni5ca $ue estudia lo $ue subyace o sir.e de soporte a cada pensamiento.
Fo le interesa el contenido material de los conceptos, juicios y ra,onamientos, 8nicamente su forma y
estructura que son el objeto de la lógica. A diferencia de las ciencias como la ,oolo'#a $ue su objeto de
estudio es la .ida animal, de la &istoria $ue son los &ec&os sociales del pasado, de la f#sica $ue es el
comportamiento de la materia en el espacio. 7a ló'ica es la ciencia $ue estudia el pensamiento como
tal. Fo estudia $u* es el pensamiento, sino cómo o $u* formas o estructuras tiene. 7as estructuras, formas o
elementos de la ló'ica son9 concepto, juicio y ra,onamiento.
/lementos b)sicos de la ló'ica aristot*lica.
1. oncepto9 /s la s#ntesis ló'ica $ue &ace el entendimiento de las caracter#sticas comunes de una clase de
objetos. /jm. +erro, casa, lapicero, etc.
2. 2uicio o proposición9 /s la forma del pensamiento en la $ue se a5rma o se nie'a al'o acerca de un
objeto o fenómeno del mundo material. /s necesario $ue la proposición en la oración nos d* una
información, por$ue sólo la información puede ser catalo'ada como .erdadera o falsa, $ue son los
.alores de .erdad asi'nados a la proposición. /jm. 7as a.es son o.#paras.
3. Ga,onamiento o ar'umento9 /s una estructura ló'ica formada por una o m)s premisas y de las cuales se
deri.a necesariamente una conclusión.

/j.9 7os c&ecos son centro>europeos,
Iacla. es c&eco%
entonces, Iacla. es centro>europeo.
L# ;.L1S1;3# <0D.0=#L
%
A diferencia de lo $ue &ab#a ocurrido con la 5losof#a 'rie'a, $ue &ab#a centrado su reCe(ión en torno a la
determinación del objeto, la 5losof#a medie.al centrar) su inter*s en <ios. 7a 5losof#a &elen#stica &ab#a dado
una orientación pr)ctica al saber, diri'i*ndolo &acia la felicidad del &ombre. /s el caso del estoicismo
4
y del
epicure#smo
R
, $ue &ab#an colocado a la *tica en el .*rtice del saber.
A lo lar'o de los primeros si'los de nuestra era, la pro'resi.a e(pansión del cristianismo y otras reli'iones
mist*ricas ir) pro.ocando la aparición de otros modelos de felicidad o Osal.ación indi.idualO, $ue competir)n
con los modelos 5losó5cos. Frente a la inicial &ostilidad &acia la 5losof#a manifestada por al'unos de los
primeros padres apolo'istas cristianos, sus continuadores encontrar)n en la 5losof#a, especialmente a partir
del desarrollo del neoplatonismo de +lotino, un instrumento 8til, no sólo para combatir otras reli'iones o
sistemas 5losó5cos, sino tambi*n para comprender, o intentar comprender, los misterios re.elados. Sur'e de
a&# una asociación entre 5losof#a y cristianismo o, m)s en 'eneral, entre 5losof#a y reli'ión, $ue pondr) las
bases de la futura 5losof#a medie.al, entre los cristianos, los musulmanes y los jud#os.
/l tema fundamental de reCe(ión pasar) a ser la di.inidad, $uedando subordinada la comprensión e
interpretación del mundo, del &ombre, de la sociedad, etc. al conocimiento $ue se pueda obtener de lo di.ino.
7a fe, $ue suministra las creencias a las $ue no se puede renunciar, tratar) de entrar en di)lo'o con la ra,ón. 7a
inicial sumisión de la ra,ón e(i'ida por la fe, dejar) paso a una mayor autonom#a propu'nada, entre otros, por
Santo 0om)s de A$uino, $ue conducir), tras la crisis de la /scol)stica, a la reclamación de la independencia de la
ra,ón con la $ue se iniciar) la 5losof#a moderna.
*ristianismo 5 platonismo en #gust,n de >ipona $periodo de la 7atr,stica+
7a obra de San A'ust#n de Hipona supone la primera 'ran s#ntesis entre el cristianismo y la 5losof#a platónica.
Aun$ue inspirado por la fe, $ue se confunde con la ra,ón, el pensamiento de San A'ust#n dominar) el
panorama 5losó5co cristiano &asta la aparición de la 5losof#a tomista, ejerciendo un inCujo considerable en la
pr)ctica totalidad de pensadores cristianos durante si'los.
La !losof,a de #gust,n? La razón 5 la fe
Fo &ay una distinción clara entre ra,ón y fe en la obra de San A'ust#n, lo $ue
marcar) el discurrir de todo su pensamiento. /(iste una sola .erdad, la
re.elada por la reli'ión, y la ra,ón puede contribuir a conocerla mejor. Oree
para comprenderO, nos dice, en una clara e(presión de predominio de la fe% sin
la creencia en los do'mas de la fe no podremos lle'ar a comprender la .erdad,
<ios y todo lo creado por <ios @la sabidur#a de los anti'uos no ser#a para *l
m)s $ue i'noranciaA% Ocomprende para creerO, en clara alusión al papel
subsidiario, pero necesario, de la ra,ón como instrumento de aclaración de la
fe9 la fe puede y debe apoyarse en el discurso racional ya $ue, correctamente
utili,ado, no puede estar en desacuerdo con la fe, a5an,ando el .alor de *sta.
/sta .inculación profunda entre la ra,ón y la fe ser) una caracter#stica de la
5losof#a cristiana posterior &asta la nue.a interpretación de la relación entre
ambas aportada por santo 0om)s de A$uino, y supone una clara dependencia
de la !losof,a respecto a la teolog,a.
' (xtracto de http://www.webdianoia.com/medieval/a&uinate/a&uino)conoc.htm
* +octrina filosófica fundada por el griego ,enón &ue preconi-aba el autodominio de las pasiones $ la fraternidad universal.
. (l epicureísmo es un sistema filosófico &ue defiende la b/s&ueda de una vida buena $ feli- mediante la administración
inteligente de placeres $ dolores, la ataraxia 01ausencia de turbación12 $ los v"nculos de amistad entre sus correligionarios.
0l conocimiento
Aun$ue sin lle'ar a elaborar una teor#a del conocimiento San A'ust#n se ocupar) del problema del
conocimiento, tratando de establecer las condiciones en las $ue se puede dar el conocimiento de la .erdad,
se'8n el ideal cristiano de la b8s$ueda de risto y la sabidur#a.
B. Ante el desarrollo del escepticismo defendido por la Academia nue.a, con cuyas tesis &ab#a simpati,ado
anteriormente, San A'ust#n considerar) fundamental la cr#tica del mismo
K
. Fie'an los esc*pticos la posibilidad
de alcan,ar certe,a al'una. Ante ello San A'ust#n replica a5rmando la necesaria certe,a de la propia e(istencia9
Mpuedo ra,onablemente dudar de mi e(istencia, aun suponiendo $ue todos mis juicios estu.ieran siempre
e$ui.ocadosN Fo, dice San A'ust#n, ya $ue aun en el caso de $ue me en'añarse no dejar#a de e(istir @al menos
el juicio Osi fallor, sumO
7
ser#a siempre .erdadero, ase'urando la certe,a de mi e(istenciaA% pero la certe,a es
triple, ya $ue el &ombre e(iste, .i.e y entiende.
/n ese conocimiento cierto $ue tiene la mente de s# misma y por s# misma, en la e(periencia interior, asentar)
San A'ust#n la .alide, del conocimiento. As#, no puedo dudar de la certe,a de los principios del entendimiento,
como el principio de no contradicción% ni de la certe,a de las .erdades matem)ticas. 0ampoco puedo dudar de
la certe,a de la realidad e(terior, en la $ue .i.o. Fo obstante la mente, buscando la .erdad en s# misma, se
trascender) a s# misma al encontrar en ella las ideas, .erdades inmutables $ue no pueden proceder de la
e(periencia.
4. <istin'uir) San A'ust#n .arios tipos de conocimiento, ase'urada su posibilidad9 el conocimiento sensible y el
conocimiento racional% el conocimiento racional, a su .e,, podr) ser inferior y superior. /l conocimiento sensible
es el 'rado m)s bajo de conocimiento y, aun$ue reali,ado por el alma, los sentidos son sus instrumentos% este
tipo de conocimiento sólo 'enera en mi opinión, do(a, tipo de conocimiento sometido a modi5cación, dado
$ue .ersa sobre lo mudable @puede obser.arse la clara dependencia platónica del pensamiento a'ustinianoA% al
depender del objeto @mudableA y de los sentidos @los instrumentosA cual$uier de5ciencia en ellos se transmitir)
al conocimiento $ue tiene el alma de lo sensible. /l .erdadero objeto de conocimiento no es lo mudable, sino lo
inmutable, donde reside la .erdad. P el conocimiento sensible no me puede ofrecer esta .erdad.
R. /l conocimiento racional, en su acti.idad inferior, se diri'e al conocimiento de lo $ue &ay de uni.ersal y
necesario en la realidad temporal, y es el tipo de conocimiento $ue podemos llamar ciencia @como los
conocimientos matem)ticosA. /se tipo de conocimiento depende del alma, pero se produce a ra#, del
OcontactoO con la realidad sensible, siendo *sta la ocasión $ue permite $ue la ra,ón ori'ine tales conocimientos
uni.ersales.
K. /l conocimiento racional, en su acti.idad superior, es llamado por San A'ust#n sabidur#a% es el aut*ntico
conocimiento 5losó5co9 el conocimiento de las .erdades uni.ersales y necesarias, las ideas, si'uiendo a +latón.
Hay, pues, una 'radación del conocimiento, desde los ni.eles m)s bajos, sensibles, &asta el ni.el m)s ele.ado,
lo inteli'ible, la idea9 O7as ideas son formas ar$uet#picas o esencias permanentes e inmutables de las cosas, $ue
no &an sido formadas sino $ue, e(istiendo eternamente y de manera inmutable, se &allan contenidas en la
inteli'encia di.inaO @:uaestio 17IJ, <e ideis, BA.
7. 7as ideas se encuentran, pues, en la mente de <ios. Mómo se alcan,a el conocimiento de las ideasN <ado su
alejamiento de lo sensible, realidad en la $ue se encuentra el &ombre, las ideas sólo se pueden conocer
mediante una especial iluminación $ue <ios concede al alma, a la acti.idad superior de la ra,ón. /l .erdadero
conocimiento depende, pues, de la iluminación di.ina. Mómo interpretar esta iluminaciónN Se'8n la llamada
interpretación ontolo'ista la iluminación si'ni5car#a $ue el alma contempla directamente las ideas o esencias
en la mente di.ina, lo $ue plantea problemas teoló'icos, dado $ue de al'una manera el alma contemplar#a la
esencia di.ina.
H. ;tras interpretaciones conciben la iluminación como un poder $ue <ios concede a la ra,ón, una .irtud
especial por la $ue el alma $ueda capacitada para alcan,ar por s# misma las .erdades eternas, pero $ue el alma
3 4e vuelva a dar de nuevo una defensa de la b/s&ueda de la verdad, usto como $a lo hab"a hecho 4ócrates contra los sofistas.
5 4i me e&uivoco existo.
no posee por naturale,a. +ara otros la e(plicación nos la dar#a el s#mil $ue establece +latón entre el sol y el
?ien9 la idea de ?ien ilumina todas las dem)s realidades permitiendo $ue sean captadas @present)ndose as#
como la fuente del ser y del conocimientoA.

@J</ASA
=undo
Jnteli'ible
o de las ideas Ser Humano =am#fero @0ipos 'eneralesA


Hombre =ujer anino Felino @onceptosA
=undo =ario>2uan =ar#a>Gosa +astor>&i'ua'ua An'ora>+ersa
@SensaciónA
Sensible
ambio
Apariencia
*2.S-.#8.S<1 6 #2.S-1-0L.S<1 08 -1<@S D0 #A4.81 $periodo de la 0scolástica+
7a obra de Sto. 0om)s de A$uino es el resultado de la s#ntesis de la
5losof#a aristot*lica con la tradición 5losó5ca y teoló'ica del cristianismo
y, en cuanto tal, representa el momento cumbre de la /scol)stica cristiana.
Sur'ida en un entorno pol*mico, suscitado por el desarrollo del a.erro#smo
latino, se ir), no obstante, imponiendo paulatinamente, &asta ser aceptada
por las altas jerar$u#as de la J'lesia.
L# 20L#*.98 08-20 L# 2#B98 6 L# ;0
1. 7a relación del cristianismo con la 5losof#a .iene determinada, ya desde
sus inicios, por el predominio de la fe sobre la ra,ón. /sta actitud $ueda
reCejada en el Oredo ut intelli'amO de San A'ust#n, y $ue se transmitir) a
lo lar'o de toda la tradición 5losó5ca &asta Santo 0om)s de A$uino, $uien
replantear) la relación entre la fe y la ra,ón, dotando a *sta de una mayor
autonom#a.
B. Fo obstante, tambi*n santo 0om)s ser), en este sentido, deudor de la
tradición 5losó5ca cristiana, de car)cter fundamentalmente a'ustiniano, aceptando el predominio de lo
teoló'ico sobre cual$uier otra cuestión 5losó5ca, as# como los elementos de la fe $ue deben ser considerados
como imprescindibles en la reCe(ión 5losó5ca cristiana9 el creacionismo, la inmortalidad del alma, las .erdades
re.eladas de la ?iblia y los e.an'elios, y otros no menos importantes $ue deri.an de ellos, como la concepción
de una &istoria lineal y trascendente, en oposición a la concepción c#clica de la temporalidad t#pica del
pensamiento cl)sico.
!. Sin embar'o, esa relación de dependencia de la ra,ón con respecto a la fe ser) modi5cada sustancialmente
por santo 0om)s de A$uino. A lo lar'o del si'lo trece, el desarrollo de la a.erro#smo latino &ab#a insistido, entre
Sol
otras, en la teor#a de la Odoble .erdadO, se'8n la cual &abr#a una .erdad para la teolo'#a y una .erdad para la
5losof#a, independientes una de otra, y cada una con su propio )mbito de aplicación y de conocimiento. 7a
.erdad de la ra,ón puede coincidir con la .erdad de la fe, o no. /n todo caso, siendo independientes, no debe
interferir una en el terreno de la otra. Santo 0om)s rec&a,ar) esta teor#a, insistiendo en la e(istencia de una
8nica .erdad, $ue puede ser conocida desde la ra,ón y desde la fe.
4. Sin embar'o, reconoce la particularidad y la independencia de esos dos campos, por lo $ue cada una de ellas
tendr) su objeto y m*todo propio de conocimiento. 7a 5losof#a se ocupar) del conocimiento de las .erdades
naturales, $ue pueden ser alcan,adas por la lu, natural de la ra,ón% y la teolo'#a se ocupar) del conocimiento
de las .erdades re.eladas, de las .erdades $ue sólo puede ser conocidas mediante la lu, de la re.elación di.ina.
/llo supone una modi5cación sustancial de la concepción tradicional @a'ustinianaA de las relaciones entre la
ra,ón y la fe. 7a 5losof#a, el )mbito propio de aplicación de la ra,ón deja, en cierto sentido, de ser la Osier.aO de
la teolo'#a, al reconocerle un objeto y un m*todo propio de conocimiento. Fo obstante, santo 0om)s acepta la
e(istencia de un terreno Ocom8nO a la 5losof#a y a la teolo'#a, $ue .endr#a representado por los llamados
Opre)mbulosO de la fe @la e(istencia y unidad de <ios, por ejemploA. /n ese terreno, la 5losof#a se'uir#a siendo
un au(iliar 8til a la teolo'#a y, en ese sentido, Sto. 0om)s se re5ere a ella toda.#a como la OcriadaO de la
teolo'#a.
R. +ero, estrictamente &ablando, la posición de santo 0om)s supondr) el 5n de la sumisión de lo 5losó5co a lo
teoló'ico. /sta distinción e independencia entre ellas se ir) aceptando en los si'los posteriores, en el mismo
seno de la /scol)stica, constituy*ndose en uno de los elementos fundamentales para comprender el
sur'imiento de la 5losof#a moderna.
L# 0C7L.*#*.98 D0L *181*.<.08-1
1. Sto. 0om)s no se ocupó espec#5camente de desarrollar una teor#a del conocimiento, del modo en $ue se
ocupar)n de ello los 5lósofos modernos. Al i'ual $ue para la 5losof#a cl)sica, el problema del conocimiento se
suscita en relación a otros problemas en el curso de los cuales es necesario aclarar en $u* consiste conocer. /n
el caso de santo 0om)s esos problemas ser)n fundamentalmente teoló'icos y psicoló'icos. Fo obstante, la
importancia $ue ad$uirir) el estudio del conocimiento en la 5losof#a moderna &ace aconsejable $ue le
dedi$uemos un espacio aparte.
B. 0odo nuestro conocimiento comien,a con los sentidos% si'uiendo la posición aristot*lica al respecto, santo
0om)s, &abiendo rec&a,ado las Jdeas o formas separadas, estar) de acuerdo con los planteamientos
fundamentales del esta'irita. /l alma, al nacer el &ombre, es una Otabula rasaO en la $ue no &ay contenidos
impresos. 7os objetos del conocimiento suscitan la acti.idad de los ór'anos de los sentidos, sobre los $ue
act8an, produciendo la sensación, $ue es un acto del compuesto &umano, del alma y del cuerpo, y no sólo del
alma como pensaba +latón. +ara $ue &aya conocimiento es necesario, pues, la acción conjunta de ambos, por
lo $ue la posibilidad de una intuición intelectual pura, $ue pon'a directamente en relación el intelecto y el
objeto conocido, $ueda descartada.
!. Santo 0om)s se'uir) la e(plicación del conocimiento ofrecida por Aristóteles. /l objeto propio del
conocimiento intelecti.o es la forma, lo uni.ersal% pero esa forma sólo puede ser captada en la sustancia. +or lo
tanto, es necesario $ue la sustancia, la entidad concreta e indi.idual, sea captada mediante los sentidos, para
poder ofrecer al entendimiento su objeto propio de conocimiento. /sta acti.idad primaria es reali,ada por los
sentidos, $uienes, en colaboración con la ima'inación y la memoria, producen una ima'en
sensible@Op&antasmaOA de la sustancia, $ue si'ue siendo una ima'en concreta y particular% sobre esa ima'en
actuar) el entendimiento a'ente, diri'i*ndose a ella para abstraer la forma o lo uni.ersal, la Oespecie
inteli'ibleO, produciendo en el entendimiento paciente la Ospecies impressaO $uien, a su .e,, como reacción
producir) la Ospecies e(pressaO, $ue es el concepto uni.ersal o O.erbum mentisO. /l proceso de abstracción
consiste, pues, en separar intelectualmente lo uni.ersal, $ue sólo puede ser conocido de esta manera. 7a
consecuencia es la necesidad de tomar como punto de partida la e(periencia sensible en todo conocimiento.
0ambi*n en el conocimiento de las cosas di.inas, por lo $ue Sto. 0om)s adoptar) el m*todo Oa posterioriO en su
demostración de la e(istencia de <ios a tra.*s de las cinco .#as.
4. Al i'ual $ue para Aristóteles, pues, el objeto del .erdadero conocimiento es la forma, lo uni.ersal, y no lo
particular9 de la sustancia concreta9 conocemos la forma, no la materia, $ue en cuanto materia prima resulta
tambi*n inco'noscible. +or lo dem)s, aun$ue el punto de partida del conocimiento sea lo sensible, lo corpóreo,
su objeto propio es la forma, lo inmaterial. M:u* ocurre entonces con a$uellas sustancias no materialesN +ara
Sto. 0om)s est) claro9 no es posible tener en esta .ida un conocimiento directo de ellas @los )n'eles y <iosA. /l
conocimiento de estas sustancias sólo se puede obtener por analo'#a, en la medida en $ue podamos tener un
conocimiento de los principios y de las causas del ser.