You are on page 1of 5

CREAR TU PROPIO PINCEL

Crear pinceles personalizados con Photoshop
Publicado 9 Julio, 2009 Fotografía 8 Comentarios
Tags: cajon desastres, Capas, Estilo, Firmas, Formas predefinidas, Fotos, Logos, Manuales, Photoshop,
Pincel personalizado, Sombra, texto

En este manual vamos a ver como crear en Photoshop nuestro propio pincel
personalizado.
Creando un pincel personalizado lo podremos usar para poner una firma, un logo, o,
incluso para utilizarlo como marca de agua.
Se puede hacer con texto sólo, o con formas prediseñadas, incluso con formas que
hemos creando nosotros mismos, pero como aun no hemos visto ese apartado, hoy
vamos a ver como crear un pincel de manera sencilla, con nuestro nombre y un pequeño
dibujo, una forma predefinida, una vez aprendida la técnica, el resto es ensayar hasta
que creemos otro que nos guste más.

Antes de empezar a crear el pincel, una explicación, aunque nosotros creemos el pincel
en mil colores, a la hora de utilizarlo se aplicará en el color que hayamos elegido en la
paleta de colores en ese momento, no en los colores con que lo creamos.
En cuanto al tamaño igual, a la hora de utilizarlo podemos cambiarlo de acuerdo con el
tamaño de la imagen donde lo vayamos a utilizar.
Empecemos a crear nuestro pincel personal.
Vamos a abrir un lienzo grande para poder movernos bien, por ejemplo yo empezaré
con uno de 400×400 píxeles con fondo transparente.
Voy a poner de fondo una forma prediseñada, para ello elijo el color de la paleta, en
este caso voy a utilizar el rojo, y pincho en la herramienta formas prediseñadas, me
desplazo y elijo el de la nube que sólo es contorno (luego veréis el motivo)
Dibujo la forma en mi lienzo.
Si ha quedado a tu gusto, vamos a rasterizar la capa con botón derecho sobre la capa
que en la ventana verás con el nombre de forma1 y elegimos rasterizar capa.
Una vez rasterizada, podemos darle algún estilo, yo voy a darle bisel y relieve y
sombra con los valores por defecto.
Hasta ahora tenemos algo así.

Ahora elegimos la herramienta texto, y del desplegable de arriba elegimos una fuente
que nos guste, yo he elegido la fuente Disco con un tamaño de 72 píxeles.
Escribimos nuestro nombre dentro y lo colocamos donde más os guste, yo lo he puesto
en el centro.
Al igual que hicimos con la capa forma, tenemos que rasterizar el texto, botón derecho
sobre la capa texto, y elegimos Rasterizar texto.
Y le aplicamos el estilo que queramos, yo he optado por el mismo que el de la nube,
por tanto me sitúo sobre la capa forma, botón derecho del ratón y elegimos copiar estilo
de capa, volvemos a la capa del texto y botón derecho y en esta ocasión elegimos pegar
estilo de capa.
Lo podríamos dejar así, pero para que veáis lo de los colores que os dije arriba, el centro
de la nube la voy a rellenar con un motivo de colores (que nadie me llame hortera por
los colores elegidos, es para que veáis el efecto cuando se aplica el pincel)
Me sitúo sobre la capa que contiene la nube y con la varita mágica pincho dentro, una
vez seleccionado, agregamos una capa vacía por encima y vamos a Edición, Rellenar,
y elegimos un motivo, el que nos guste.
Esto es lo que tengo hasta ahora.

Ya no la retoco más, vamos a combinar las capas, botón derecho en la ventana capas y
elegimos Combinar visibles.
Ahora lo que tenemos que hacer es dejar en nuestro lienzo sólo la imagen, la que vamos
a definir como pincel, para ello vamos al menú Imagen, y pulsamos en Separar,
veremos esta pantalla.

Marcar las opciones que os muestro, veréis como vuestro lienzo se queda al tamaño
justo de lo que ocupa la imagen.
Es algo así como si la recortáramos, pero hecho de forma automática.
Llegó el momento de hacer de nuestra imagen un pincel personal.
Vamos a Edición, Definir valor del pincel, nos aparecerá esta pantalla donde le
daremos nombre a nuestro recién creado pincel.

Ahora para probar el nuevo pincel, abrimos un documento nuevo, puede ser con el
fondo de color, o transparente.
Pulsamos en la herramienta pincel, y arriba en la barra de herramientas, buscamos hasta
encontrar el que acabamos de crear.

Aquí también podemos variar el tamaño si queremos.
Con el pincel seleccionado y elegido el color, pulsamos una vez en nuestro lienzo
Este es mi resultado con el azul.

Y con negro.

Y al principio podéis ver el mismo pincel con el tono verde.
Como habéis comprobado, los colores que pusimos cuando creamos el pincel, no tienen
importancia, pues depende del color que nosotros elijamos cuando pintemos con él.
Lo mismo ocurre con el fondo tan cutre que puse dentro de la nube, al usar el pincel,
sólo toma el color elegido en el momento y pinta todo el fondo del mismo color, solo
sobrevive el dibujo.
Ahora ya podéis crear vuestros propios pinceles, a veces y no sólo para las firmas,
siempre vienen muy bien.