You are on page 1of 3

Abre los ojos y la boca

Abre tus ojos todo lo que puedas mientras abres también tu boca. A continuación,
cierra los ojos con fuerza, cierra la boca y aprieta la cara tan fuerte como puedas. Esto
estira y fortalece toda la cara.
Mueve los labios
Para focalizar más en tu boca y ayudar al habla y la alimentación, debes primero
arrugar los labios. Tira de tus mejillas y empuja tus labios lo más que puedas. A
continuación, deja que los labios se separen y haz una sonrisa tan amplia como sea
posible. Esto mueve los músculos que rodean la boca para lograr que hagan un rango
completo de movimiento.
Recita las vocales
Di todas las vocales (A, E, I, O y U) en voz alta y exagera los movimientos de la boca.
Abre tu boca tan ancha como puedas y di las vocales tan alto como te sea posible. Esto
trabaja los músculos alrededor de la boca y las mejillas.
Arquea las cejas
Manteniendo la boca cerrada, abre los ojos lo más que puedas y levanta las cejas tan
alto como te sea posible. Luego baja las cejas hacia abajo, lo más que puedas. Exagera
el movimiento. Este ejercicio ayuda a fortalecer los músculos alrededor de los ojos y de
la frente.
Frecuencia
Realiza estos ejercicios de diez a doce repeticiones, al menos una vez al día, todos los
días. Tomará un par de semanas, probablemente, para que vuelvas a entrenar tu
cerebro para usar los músculos y hacer que los músculos sean más fuertes. A menudo
es útil hacer estos ejercicios delante de un espejo para asegurarte de que los estás
haciendo correctamente.
Importante: masticar por el lado paralizado y hablar de manera articulatoria y
expresiva facial.

Recuerde: “Todo lo que se ejercita se mejora; todo lo que no se
ejercita, se pierde”





Praxias bucolinguofaciales. Es importante realizar estos ejercicios una vez al día, 5 veces
cada uno.
 Movimientos linguales:
- Sacar y entrar la lengua de la boca de manera alternada.
- Sacar la lengua de la boca y elevarla hacia la nariz.
- Sacar la lengua de la boca y descenderla hacia el mentón.
- Recorrer con la lengua los labios por fuera en ambos sentidos.
- Recorrer con la lengua las piezas dentarias por delante y por detrás de derecha a
izquierda y viceversa.
- Tocar con la lengua las mejillas por dentro de la boca en forma alternada.
- Realizar elevación de la lengua hacia las arrugas palatinas detrás de los incisivos
centrales superiores.
- Realizar un barrido lingual recorriendo el paladar hacia adelante y atrás.
- Realizar adosamiento lingual contra el paladar y mantenerlo.
 Movimientos labiales:
- Realizar cierres y aperturas labiales de forma secuenciada.
- Realizar protrusión o desplazamientos de los labios hacia delante.
- Estirar los labios hacia atrás (retracción labial).
- Desplazar los labios hacia adelante y hacia atrás (protrusión y retracción) de forma
alternada.
- Realizar vibración de labios.
- Con los dientes superiores morderse el labio inferior.
- Con los dientes inferiores morderse el labio superior.
- Sostener un baja lenguas entre los labios, logrando cierre labial con presión.
Aumentar el tiempo de mantención progresivamente.
 Movimientos faciales:
- Inflar ambas mejillas.
- Inflar ambas mejillas y expulsar el aire de un golpe.
- Inflar solo una mejilla.
- Alternar movimientos de inflar una y otra mejilla.
- Realizar mímicas faciales: asombro, enojo, tristeza, felicidad, cansancio, etc.


Recuerde: “Todo lo que se ejercita se mejora; todo lo que no se ejercita, se pierde”