You are on page 1of 3

asi 24 horas después de la consecución de la ansiada 'Décima', todos los protagonistas

de Lisboa, con Sergio Ramos y Casillas a la cabeza, han ofrecido a un Bernabéu a
reventar, con 80.000 seguidores, la 'Orejona' más esperada de los últimos 12 años.
La gran 'familia blanca' ha asistido al nuevo himno que se ha creado en honor del
esperado trofeo logrado en la noche del sábado. Pero antes de la llegada de los
'héroes', el encargado de animar a unas gradas a reventar fue el cómico Miki Nadal.
Los jugadores se hicieron esperar, no fue hasta casi las once de la noche cuando
pisaron el verde de su campo, una hora de retraso respecto a los horarios previstos. Se
hicieron algo más de rogar porque tuvieron que quitarse el traje de los actos
protocolarios antes de deleitar a los seguidores.
Las luces se apagaron en la 'casa blanca' para recibir a los artífices de la 'Décima'. Fue
entonces cuando las luces de los móviles de los asistentes iluminaron las gradas como
si se tratase de un cielo estrellado, pero los astros de verdad salieron a continuación,
cuando se iluminó el pasillo blanco por el que fueron pasando uno a uno, hasta la
plataforma que se montó en el centro del campo.
Una de las sorpresas de la noche fue el himno compuesto por el productor musical
'RedOne', que sonó a coro en las pantallas gigantes montadas para la fiesta, con los
jugadores blancos cantando a coro en su grabación.
El primero en saltar al terreno de juego fue el director que ha llevado al equipo a lograr
su décima Copa de Europa, Carlo Ancelotti. Tras él, siguió su segundo de a bordo, el
protagonista de la 'Novena', Zinedine Zidane. Poco a poco fueron saltando todos los
jugadores.
Casillas, Ramos y CR7, los más aclamados
Uno de los más aclamados fue Cristiano Ronaldo. Las gradas corearon su nombre ante
el agradecimiento del luso. Casillas y Ramos también se llevaron una ovación
especial. El de Camas se arrodilló ante el público, rendido ante los aplausos de los
más de 80.000 aficionados que llenaban el Bernabéu.
Con todos ya en lo alto de la plataforma, los dos capitanes ofrecieron la 'Décima' a
sus seguidores. El tercero en levantarla fue Cristiano, muestra de que es el tercer
hombre con más fuerza dentro del vestuario. Los tres tuvieron palabras para los
asistentes y CR7 acabó su intervención con un ¡Hala Madrid!
La nota divertida de la noche la puso 'Carletto', el técnico del Real Madrid se
atrevió a cantar ante todo el Bernabéu el nuevo himno creado con ocasión especial
para la 10ª 'Orejona' de la historia del club más laureado de Europa. Los fuegos
artificiales iluminaron las caras de los aficionados más felices del mundo en ese
momento.
 El Madrid logra su Décima Copa de Europa
La fiesta concluyó con todo el equipo dando una vuelta de honor al césped y
ofreciendo el trofeo a su afición, 12 años después de la última vez que lo lograron.
Los hijos de los 'héroes' acompañeron a sus padres al acabar la fiesta, uno de los
primeros en sacar a su bebé en brazos fue Iker Casillas.
Antes de que los jugadores partiesen de Valdebebas hacia la Comunidad, a eso de las
20:15, el estadio 'blanco' abrió sus puertas para que los seguidores más felices de
Europa fuesen ocupando posiciones en las gradas.
Primero, los actos institucionales
El autobús que transportaba a los campeones ha llegado a las 21:00 horas a la
Puerta del Sol. El primero en bajar del vehículo ha sido Carlo Ancelotti, luego, los
jugadores han ido saludando uno a uno al presidente de la Comunidad.
Como el domingo de madrudaga, Casillas y Ramos, los dos capitanes del Madrid,
han sido los encargados de alzar la 'Orejona' desde el balcón de la sede de la
Comunidad para ofrecérsela a los miles de aficionados que estaban en Sol.
Toda la plantilla madridista ha salido al balcón, a pesar de no estar previsto, para
saludar a sus seguidores. Micro en mano, el primero que ha roto el hielo ha sido
Casillas, que ha agradecido el "apoyo" y el "cariño" que han recibido desde que
aterrizaron en Madrid.
 El Madrid dedica la 'Décima' a la ciudad
Los siguientes en tomar la palabra han sido Ramos, Marcelo, Pepe y Arbeloa, que han
lanzado cánticos de fiesta para celebrar el título, como los escuchados en Cibeles unas
horas antes. También Ancelotti se ha animado a cantar y saltar ante los seguidores
madridistas.
Saludos desde el balcón de la Comunidad
El acto en la Antigua Casa de Correos de Madrid ha continuado con un discurso en el
que Casillas, Florentino Pérez e Ignacio González han recordado el día de la final
ante el Atlético y ensalzando los valores del fútbol.
Es un motivo de alegría festejar la Copa
"Es un motivo de alegría festejar la Copa y deseo que el año que viene estemos de
nuevo aquí, porque eso significará que hemos ganado otro título" ha resaltado el
capitán blanco.
"Los ciudadanos han sido un ejemplo ante el mundo, los madrileños pueden sentirse
orgullosos de la coexistencia de las dos aficiones. Este título es de todos los
madrileños", ha proseguido el presidente del Real Madrid, que ha hablado tras Casillas.
 Casillas cedió a Ramos el honor de engalanar Cibeles
El presidente de la Comunidad, que recibió una réplica de la 'orejona' y una camiseta del
conjunto blanco, felicitó también al Atlético de Madrid y se congratuló de que la final la
disputaran dos equipos madrileños.
"El Real Madrid venció a un grandísimo equipo. Madrid fue el centro del mundo con
una final apoteósica que siguieron más de 160 millones de espectadores, pero solo
puede ganar uno", ha dicho González.
Por último, el presidente de la Comunidad de Madrid también ha dado la enhorabuena
al Atlético por su "magnífico papel en la competición" y ha sostenido que "los equipos
son grandes cuando los rivales son grandes".
Antes de poner rumbo al Ayuntamiento, los jugadores han firmado en el libro de honor
de la Comunidad de Madrid.
La visita al Ayuntamiento
Pocos minutos después, toda la expedición blanca se ha presentado en el Palacio de
Correos, sede del Ayuntamiento, donde han sido recibidos por la alcaldesa, Ana
Botella, y otras personalidades de la política como Jaime Lissavetzky.
Una vez dentro, la primera en tomar la palabra ha sido Botella, que ha comenzado su
discurso felicitando a las aficiones de Real Madrid y Atlético por haber sido un "ejemplo
de deportividad".
"La décima ha vuelto a poner al Real Madrid en lo más alto del deporte, con el
nombre de la ciudad bien alto. Son unos jugadores que buscan la excelencia con
"fuerza y tesón", ha comentado.
Luego, Casillas ha brindado la copa a la afición y el presidente del club, Florentino
Pérez, ha declarado que el equipo se caracteriza por no rendirse porque para ellos "no
hay nada imposible".
Por último, la alcaldesa ha hecho entrega al presidente del club de una placa
conmemorativa quien, a su vez, le ha regalado una réplica de la copa. Casillas, a su
vez, le ha entregado una camiseta irmada por todos los juga