You are on page 1of 5

INTRODUCCIÓN

La espuma es una dispersión de aire y otros gases en un líquido o sólido. Excepto
algunos casos (espuma en champú, espuma de afeitar, espuma para el cuidado del
cabello, limpiadores de tapicerías, poliuretano o otros polímeros para el aislamiento del
hogar) las espumas son, por lo general, indeseables. Estorban los procesos productivos
en los cuales los líquidos, sobre todo el agua, tienen una función importante como medio
de transporte y en el peor de los casos pueden provocar un paro total en el proceso.
Además, las espumas pueden ser causa de una producción más baja y productos
acabados de peor calidad.

FORMACIÓN DE ESPUMA
Tengamos en cuenta aquellas espumas muy estables, que en los casos más
desfavorables, pueden incluso secarse sin llegar a deshacerse. Normalmente, estas
espumas solo se forman si el agua contiene agentes tensioactivos (tensioactivos,
humectantes, emulsionantes). No es probable que las espumas que se deshacen muy
rápidamente causen problemas y por lo general, no hace falta un antiespumante.

CONTROL DE ESPUMA
Se puede controlar la espuma de dos maneras:
·DESESPUMANTE (eliminación de la espuma)
·ANTIESPUMANTE (prevención de la espuma)
Los desespumantes (defoamers) son productos que destruyen la espuma que ya se
ha formado pero por lo general, no impiden la formación de espuma. Los antiespumantes
(antifoams) son productos que previenen la formación de espuma. Para entender mejor la
diferencia, es importante tener en cuenta en qué punto del proceso se utilizan.

ANTIESPUMANTE
Un antiespumante o un agente anti-espumante es un aditivo químico que reduce y
dificulta la formación de espuma en los líquidos de procesos industriales. Los términos
agente anti-espuma y antiespumante se usan indistintamente.

En los procesos industriales, las espumas presentan problemas graves. Ellos
causan defectos en los revestimientos de superficie. Evitan que el relleno eficaz de los
contenedores. Una variedad de fórmulas de productos químicos están disponibles para
prevenir la formación de espumas.

ANTIESPUMANTE ALIMENTARIO

Emulsión acuosa a base de fluido de polímeros siloxanos modificados formulado
para controlar la espuma en procesos biotecnológicos, en el procesar de alimentos, en las
industrias agroquímicas y en otras industrias que precisen de un aditivo no tóxico como
antiespumante.

Donde sus aplicaciones van desde la producción farmacéutica de antibióticos,
vitaminas, esteroides, fabricación química de ácidos orgánicos, disolventes, enzimas,
alimentos como las levaduras y la cerveza hasta la producción de agroquímicos.

PROPIEDADES
En general, un antiespumante es insoluble en el medio de la formación de espuma y
tiene propiedades de superficie activa. Una característica esencial de un producto
antiespumante es una baja viscosidad y una instalación para propagarse rápidamente en
las superficies espumosas. Esto tiene la afinidad a la superficie aire-líquido en el que
desestabiliza las laminillas de espuma. Esto provoca la ruptura de las burbujas de aire y la
descomposición de la espuma de la superficie. Burbujas de aire arrastradas se
aglomeran, y las burbujas más grandes suben a la superficie del líquido a granel más
rápidamente.
HISTORIA
Los primeros antiespumantes estaban destinados a romper la espuma visible en la
superficie. Queroseno, fuel oil y otros productos petroleros claros se utilizan para romper
la espuma. Otros aceites vegetales también encontraron algún uso. Los alcoholes grasos
son eficaces pero costosos antiespumantes. Se han agregado a los productos del
petróleo para aumentar la eficiencia. Leche y nata eran antepasados de días modernos
antiespumantes de tipo emulsión.

Durante la década de 1950 los experimentos con silicona antiespumantes basados
empezar. Éstas se basaron en polidimetilsiloxano dispersos en agua o aceite ligero. Los
aceites de silicona funcionaron bien, pero causaron perturbaciones superficiales en
muchas aplicaciones como pinturas y fabricación de papel. En 1963 se patentaron los
primeros antiespumantes con partículas hidrófobas de aceite ligero. En la década de
1970, ceras hidrófobas como el etileno bis estearamida dispersas en aceites
desarrollados. Estos tipos de antiespumantes era muy eficiente, pero la crisis del petróleo
de 1973 hizo estos demasiado caros y dio lugar a un impulso para la reducción del
contenido de aceite. La solución se añadió agua. Así aparecieron antiespumantes
basados en extensas y agua.

El desarrollo de agentes antiespumantes a base de silicona ha continuado, el uso de
diferentes emulsionantes y aceites de silicona modificados. En la década de 1990,
antiespumantes de emulsión de silicona que causaron menos perturbaciones superficiales
fueron utilizados en la industria de fabricación de pasta de madera con gran éxito. Estos
causaron mejor lavado, reducción de la demanda biológica de oxígeno en los depósitos
de efluentes y menor.

CLASIFICACIÓN
Antiespumantes a base de aceite
Antiespumantes a base de aceite tienen un aceite portador. El aceite puede ser
aceite mineral, aceite vegetal, aceite blanco o cualquier otro aceite que es insoluble en el
medio de la formación de espuma, excepto el aceite de silicona. Un antiespumante a base
de aceite también contiene una cera y/o sílice hidrófoba para aumentar el rendimiento.
Ceras típicos son etilen bis estearamida, ceras de parafina, ceras de ésteres de ceras y
alcoholes grasos. Estos productos también pueden tener agentes tensioactivos para
mejorar la emulsificación y la difusión en el medio de la formación de espuma.

Estos son antiespumantes pesados y normalmente son mejores en derribar espuma
superficial.
Antiespumantes en polvo
Antiespumantes en polvo son, en principio, antiespumantes a base de aceite en un
vehículo en partículas como sílice. Estos se añaden a los productos en polvo como el
cemento, el yeso y detergentes.
Antiespumantes a base de agua
Antiespumantes a base de agua son diferentes tipos de aceites y ceras dispersas en
una base de agua. Los aceites son a menudo aceites blancos o aceites vegetales y las
ceras son alcoholes grasos, jabones de ácidos grasos de cadena larga o ésteres. Estos
son normalmente mejor que desaireadores, lo que significa que son los mejores en la
liberación de aire atrapado.
Antiespumantes a base de silicona
Antiespumantes basados en silicona son polímeros con esqueletos de silicio. Estos
pueden ser entregados como una emulsión a base de agua o aceite. El compuesto de
silicona se compone de una sílice hidrófoba dispersa en un aceite de silicona. Los
emulsionantes se añaden para asegurar que la silicona se extiende rápido y bien en el
medio de la formación de espuma. El compuesto de silicona también puede contener
glicoles de silicona y otros fluidos de silicona modificados.

Estos son también los antiespumantes de alta resistencia y son buenos en tanto
derribando espuma de la superficie y la liberación de aire atrapado.

Antiespumantes a base de silicona son también adecuados en los sistemas de
formación de espuma no acuosos, como el petróleo crudo y refinado de petróleo. Para
aplicaciones muy exigentes siliconas fluoradas pueden ser adecuados.

Antiespumantes basados EO/PO
Antiespumantes basados EO/PO contienen glicol de polietileno y copolímeros de
polipropileno glicol. Ellos se entregan como aceites, soluciones de agua o emulsiones a
base de agua. Copolímeros de EO/PO normalmente tienen buenas propiedades de
dispersión y son a menudo muy adecuadas cuando los problemas de depósito son un
problema.
Poliacrilatos de alquilo
Poliacrilatos de alquilo son apropiados para su uso como antiespumantes en
sistemas no acuosos de liberación de aire, donde es más importante que la ruptura de la
espuma de la superficie. Los antiespumantes son entregados a menudo en un vehículo
solvente como destilados de petróleo.

Espuma en el proceso y el refrigerante líquido
Espuma, aire arrastrado y disuelto que están presentes en los refrigerantes y
líquidos de procesamiento, puede causar diversos tipos de problemas, incluyendo:

 Reducción de la eficiencia de la bomba
 Reducción de la capacidad de las bombas y los tanques de
almacenamiento
 El crecimiento de bacterias
 Dirt flotación/formación de depósitos
 Eficacia reducida de la solución fluida
 Eventual tiempo de inactividad para tanques limpios
 Los problemas de drenaje en tamices y filtros
 Problemas de Formación
 El costo de la reposición del líquido
 El costo de todo el material de rechazo debido a las imperfecciones

MÉTODOS DE ENSAYO
Hay varias maneras de probar antiespumantes.

La forma más fácil es mirar la espuma superficial. Todo lo que se necesita es un
sistema de generación de espuma. Esto podría hacerse con un sistema de bombeo
redonda con una boquilla y un cilindro o un sistema de inyección de aire en un cilindro. El
cilindro está equipado con una escala para medir la altura de la espuma. Este equipo
puede tener un calentador para controlar la temperatura.

El aire arrastrado se puede probar con un equipo similar que tiene un medidor de
densidad que puede registrar los cambios de la densidad del licor en el tiempo. El drenaje
puede ser probado con un sistema de filtro para medir el tiempo para drenar un líquido a
través del filtro. El filtro podría ser a presión o tener un vacío.

APLICACIÓN FUNDAMENTAL EN ALIMENTOS
Cuando se usa como un ingrediente en los alimentos, agentes antiespumantes
están destinadas a frenar derrame o efervescencia en la preparación o porción. Los
agentes se incluyen en una variedad de alimentos, tales como pepitas de pollo en forma
de polidimetilsiloxano.

El aceite de silicona también se añade a aceite de cocina para evitar la formación de
espuma en la fritura.

REFERENCIAS
http://www.salud.gob.mx/cdi/nom/compi/Acuerdo_aditivos_160712.pdf